Está en la página 1de 15

CAPÍTULO 3.

POZO PETROLERO

Para efectuar el aprovechamiento de los hidrocarburos en un yacimiento petrolero, se

requiere de un conducto mediante el que se comunique el subsuelo con la superficie en

tierra o en el lecho marino, así también con el cual se pueda controlar los fluidos presentes

en el mismo y poder producir de una manera óptima los mismos; lo anterior se realiza

mediante la perforación de un pozo petrolero.

El objetivo principal es el de tener un rendimiento de producción racional, seguro y con el

menor costo, cumpliendo con las normas y términos de seguridad y, normas ecología.

la perforación de pozos de petróleo y de gas son los recursos materiales y humanos que se

necesitan para comunicar la superficie, de cualquier lugar en la tierra, con el reservorio en

el subsuelo a distancias que varían desde unos cuantos metros hasta unos cuantos

kilómetros. Para perforar un pozo y extraer hidrocarburos del subsuelo, hay que tener en

cuenta ciertos parámetros como son; la ubicación geográfica, la profundidad del

yacimiento, el tipo de rocas que hay que atravesar, la tecnología y las condiciones sociales

de la población donde se va a hacer el trabajo.


3.1 DISEÑO DEL POZO

El diseño del pozo es el estado final ideal deseado. Por lo tanto, se deberán aquí predefinir

todos los elementos que determinan las características del pozo, tanto en su etapa de

perforación como de terminación. Una vez determinado el diseño, se puede proceder a

elaborar el programa operativo de perforación.

Por consiguiente, como se lleva a cabo el diseño del pozo:

 Colectar, analizar, resumir y evaluar toda la información referente.

 Identificar todos los riesgos y problemas de perforación, potenciales.

 Definir el tipo de terminación requerida.

 Diseñar la perforación del pozo (estimar geo presiones, determinar la profundidad

de asentamiento de TR´s, seleccionar tuberías, definir requerimientos de

cementaciones, seleccionar trépanos, seleccionar fluidos de control, determinar

sartas de perforación, definir tiempos de perforación, etc.).

 Definir los cabezales y árboles de válvulas requeridos.

 Revisar todos los aspectos propuestos y en consenso discutir el diseño. Estimar

tiempos y costos.

 Elaborar los documentos del diseño del pozo, Programa de Perforación. Identificar

los aspectos críticos que puedan obstruir el proceso.

 Coordinarse con los programas de movimiento de equipos y logística.

 Definir lo antes posible la fecha real de inicio de las actividades.


3.2 PRIMER PERFORACIÓN DE UN POZO PETROLERO EN EL MUNDO

Perforar es una labor bastante antigua, las primeras excavaciones se hicieron para buscar sal

y fueron los chinos los que construyeron el primer equipo de perforación, pero fue en

Pensilvania, Estados Unidos, en el siglo 19, cuando se perforó el primer pozo para la

producción de petróleo y es ahí cuando se da inicio a la historia de la producción petrolera

en el mundo.

3.3 COMO SE CONSTRUYE UN POZO PETROLERO

El pozo se construye perforando un agujero de 127 a 914,4 mm de diámetro en el suelo

mediante una torre de perforación que hace girar una línea o sarta con una broca en su

extremo. Luego de completada la perforación, se introduce una cañería de diámetro

levemente inferior al de la perforación, lo que permite sellar con cemento el resto del pozo.

Este caño camisa provee integridad estructural a la obra, y al mismo tiempo permite aislarla

en relación a zonas de alta presión que pueden resultar potencialmente peligrosas.

Completado el encamisado, la perforación puede llevarse a mayores profundidades con una

broca más pequeña, repitiendo luego el proceso con un encamisado de menor diámetro. Los

pozos modernos suelen incluir de dos a cinco conjuntos de encamisados de diámetro

descendente, para alcanzar grandes profundidades.

3.4 COMO SE LLEVA A CABO LA PERFORACIÓN DEL POZO

La broca de perforación, empujada por el peso de la sarta y las bridas sobre ella, presiona

contra el suelo. Se bombea fluido de perforación dentro del caño de perforación, que

retorna por el exterior del mismo, permitiendo la refrigeración y lubricación de la broca al

mismo tiempo que ayuda a elevar la roca molida.


El material que resulta de la perforación es empujado a la superficie por el fluido de

perforación, que luego de ser filtrado de impurezas y escombros es rebombeado al pozo.

Resulta muy importante vigilar posibles anormalidades en el fluido de retorno, para evitar

golpes de ariete, producidos cuando la presión sobre la broca aumenta o disminuye

bruscamente.

La línea o sarta de perforación se alarga gradualmente incorporando cada 10 m un nuevo

tramo de caño en la superficie. Las uniones entre segmentos presentan desde dos juntas

para caños de menor diámetro, hasta cuatro en los mayores.

Todo el proceso se basa en una torre de perforación que contiene todo el equipamiento

necesario para bombear el fluido de perforación, bajar y elevar la línea, controlar las

presiones bajo tierra, extraer las rocas del fluido, y generar in situ la energía necesaria para

la operación.

Al finalizar la perforación el pozo queda literalmente entubado (revestido) desde la

superficie hasta el fondo, lo que garantiza su consistencia y facilitará posteriormente la

extracción del petróleo en la etapa de producción.

Para evitar que las paredes se derrumben, se recubren de láminas de acero de 12 mm.

La profundidad de un pozo es variable, dependiendo de la región y de la profundidad a la

cual se encuentra la estructura geológica o formación seleccionada con posibilidades de

contener petróleo.

3.5 MÉTODOS DE PERFORACIÓN DEL POZO PETROLERO

El primer método de perforación que se utilizó fue el de percusión, que consistía en romper

las rocas por golpes, pero luego evolucionó al método de la perforación rotatoria; éste
método consiste en un sistema en el que la tubería puede rotar para transmitirle la rotación a

la broca, lo nuevo que presentó el método de rotación fue el diseño de un fluido que circula

por la tubería de perforación hasta llegar a la broca y salir por las boquillas de la broca

hacia el espacio anular, entre el hueco y la tubería de perforación, para salir de nuevo a la

superficie trayendo suspendidos los cortes de roca, los cuales son retirados del fluido para

inicie de nuevo el recorrido. Existe otro método de perforación que es la turbo perforación

en el cual se utiliza una turbina hidráulica, con un conjunto de dos camisas con un rotor en

forma helicoidal para conectar y hacer girar la broca, tiene la ventaja de alcanzar mayores

revoluciones por minuto de la broca.

3.6 EQUIPO DE PERFORACIÓN Y SUS COMPONENTES

Los equipos de perforación se clasifican en Convencionales que son los que se transportan

en camiones y los Elitransportables que requieren de helicópteros y grúas aéreas para su

transporte. Las características fundamentales de un equipo de perforación son:

o Máxima capacidad de carga en el gancho

o Potencia requerida en el malacate

o Potencia en el sistema de lodos

o Potencia en los motores

o Instalaciones físicas o campamento

Un equipo de perforación se diseña de acuerdo a parámetros básicos; Localización del

pozo, profundidad del pozo, versatilidad del equipo, máxima capacidad de carga y la altura

de la torre. Los equipos de perforación onshort o costa adentro, están formados por una

torre de perforación cuya función principal es la de soportar el sistema de elevación y


suministrar suficiente espacio vertical para que se pueda levantar o bajar la tubería al pozo,

además cuentan con el sistema de elevación cuya función es transmitir el movimiento

vertical y suspender el peso de las tuberías, el sistema de rotación cuya función es

transmitir el movimiento de rotación a la sarta de perforación, el sistema de circulación

cuya función es circular el lodo para subir los cortes y el sistema de motores cuya función

es suministrar la potencia requerida en el malacate, en las bombas y en la mesa rotaría.

Los equipos de perforación más complejos son los que se requieren en las plataformas

submarinas, pues las condiciones de trabajo son bastantes críticas por la rigurosidad del mar

y del clima, esto requiere que los equipos de perforación utilizados, cumplan con los

mejores estándares de calidad, seguridad y eficiencia. De igual manera los operadores de

estos equipos deben ser altamente calificados y cumplir con todas las normas de seguridad

en su labor que les corresponda.

3.7 TIPOS DE POZOS

Pozo exploratorio: es aquel pozo que se perfora como investigación de una nueva

acumulación de hidrocarburos, es decir, que se perforan en zonas que no se habianj

encontrado antes petróleo ni gas. Este tipo de pozo puede perforarse en campo nuevo o en

una nueva formación productora dentro de un campo existente.

Pozos productores: son aquellos que permiten extraer los fluidos de las formaciones

productoras.

Pozos no productores (secos): son aquellos pozos que se perforan con el objetivo de

producir hidrocarburos, pero, que una vez terminados no producen ni petróleo ni gas en

cantidades suficientes como para que su producción sea económicamente rentable.


Pozos de desarrollo: son aquellos pozos perforados con la finalidad de explotar, extraer y

drenar las reservas de un yacimiento.

Pozo de avanzada: después de la perforación de un pozo exploratorio en un área

inexplorada que resulta productor, se perforan los pozos de avanzada con el objetivo

principal de establecer los limites del yacimiento.

3.8 ESTADO DE UN POZO

El estado identifica la situación actual del pozo, y/o el tipo de trabajo que se le esta

realizando. El subestado es una clasificación adicional del estado, que intenta especificar la

situación en que se encuentra.

Por ejemplo, un estado OS y subestado LN, significa que el pozo se le esta realizando otro

servicio (OS) por línea de flujo (LF).

Los estados están clasificados por categoría:

 Estados de pozos activos

 Estados de pozos inactivos capaces de producir inmediatamente

 Estados de pozos inactivos no capaces de producir inmediatamente

 Estados de pozos no económicos actualmente

 Estados de pozos de alivio de gas superficial

 Estados de pozos productores de gas/agua

 Estados de pozos de inyección

 Estados de pozos abandonados, recompletados, etc.


3.9 DERRAMES PETROLEROS

Es la contaminación de cualquier hábitat por cualquier hidrocarburo líquido. Se trata de una

de las formas más graves de contaminación del agua, y el término se emplea sobre todo en

relación con el vertido de petróleo al medio ambiente marino; en este caso, la masa que se

produce tras el vertido y que flota en el mar se conoce con el nombre de marea negra.

Los naufragios más famosos de grandes petroleros han sido los del Torrey Canyon, que

vertió 860.000 barriles (107.000 toneladas) de petróleo frente a las costas de

Cornualles, Inglaterra, en 1967, y el del Exxon Valdez, que vertió unos 240.000 barriles

(30.000 toneladas) en el Prince William Sound, Alaska, en marzo de 1989. El mayor

vertido totalizó unos 2.160.000 barriles, y se debió a la colisión de dos petroleros, el

Aegean Captain y el Atlantic Empress, cerca de Trinidad y Tobago en 1979. En enero de

1997 un petrolero ruso causó el mayor vertido en Japón en más de 20 años, y derramó unos

5 millones de litros de denso combustible en el mar del Japón (mar Oriental). Cientos de

kilómetros de la costa occidental japonesa se cubrieron de amplias manchas muy densas,

causando graves daños en la industria pesquera, playas, reservas naturales y reactores

nucleares. No obstante, sólo un 10% del petróleo que va a parar al mar procede de

accidentes marinos. Otras fuentes son la atmósfera, la filtración natural, la contaminación

de los ríos y las escorrentías urbanas, las refinerías de petróleo situadas en la costa, las

plataformas petrolíferas marinas (su peor vertido hasta la fecha, de unas 540.000 toneladas,

se produjo en el campo de Nowruz, en el golfo Pérsico, en 1983), las descargas operativas

de los petroleros (este tipo de vertidos, responsables de un 22% del total, constituye la

mayor aportación individual a la contaminación por crudo), y otras causas (como el vertido
en el golfo Pérsico durante la Guerra del Golfo en 1991, que se estima en unas 460.000

toneladas).

El petróleo vertido en el medio ambiente marino se degrada por procesos físicos, químicos

y biológicos. Al principio, un vertido de petróleo se extiende con rapidez sobre la superficie

del mar, y se divide en una serie de "hileras" paralelas a la dirección del viento dominante.

La evaporación se produce rápidamente: los compuestos volátiles se evaporan en unas 24

horas. Las manchas de petróleo ligero pueden perder hasta un 50% en cuestión de horas.

Las fracciones remanentes del petróleo, más pesadas, se dispersan en el agua en forma de

pequeñas gotas, que terminan siendo descompuestas por bacterias y otros microorganismos.

En algunos casos se forma una emulsión de agua en petróleo, dando lugar a la llamada

mousse de chocolate en la superficie.

3.10 CONTAMINACION DE TIERRA FIRME POR DERRAMES PETROLEROS

La contaminación por crudo debida a la prospección y la explotación petrolíferas en tierra

firme también puede ser muy dañina para el medio ambiente. En la mayor parte de los

casos la contaminación por crudo se debe a defectos de diseño, mantenimiento y gestión.

Por ejemplo, en la Amazonia ecuatoriana se ha producido una contaminación generalizada

de los suelos y los cauces de agua por culpa de los reventones, o eliminación descuidada

del petróleo residual y las disfunciones de los separadores petróleo-agua. En la antigua

Unión Soviética se ha producido contaminación a gran escala por la corrosión y el

abandono a la que se ven sometidos los oleoductos. Se estima que, en octubre de 1994, se

vertieron entre 60.000 y 80.000 toneladas de petróleo por la rotura de un oleoducto cerca de

Usinsk, al sur del círculo polar ártico. En latitudes tan extremas los ecosistemas de la tundra

y la taiga son altamente sensibles a la contaminación por crudo, y los procesos naturales de
degradación, físicos y biológicos, son muy lentos. También se producen daños en los

trópicos: en la región del delta del Níger, en Nigeria, los oleoductos, dispuestos en la

superficie de tierras agrícolas, mal construidos y con pobre mantenimiento, sufren fugas

regulares; los intentos de quemar los residuos a menudo dejan una corteza de tierra sin vida

de hasta 2 m de profundidad, lo que hace que ésta quede inutilizable durante un tiempo

imprevisible. Los efectos de este tipo de contaminación por crudo seguirán siendo patentes,

por lo tanto, durante décadas.

Hay especialistas que opinan que la relación entre estos accidentes y la contaminación del

mar está un poco exagerada, ya que casi el 50 % del petróleo que llega a los mares y los

océanos proviene de tierra firme, del que es arrojado al suelo por las personas en las

ciudades y en zonas industriales que luego son arrastrados por las corrientes fluviales hasta

terminar en los océanos.

3.11 CONTAMINACION DEL AGUA POR DERRAMES PETROLEROS

En el mar, la contaminación por crudo es sobre todo dañina para los animales de superficie,

en especial para las aves marinas, pero también para los mamíferos y reptiles acuáticos. El

petróleo daña el plumaje de las aves marinas, que también pueden ingerirlo al intentar

limpiarse. En la costa hay ciertos hábitats especialmente vulnerables y sensibles a este tipo

de contaminación. Estos incluyen los corales, las marismas y los manglares. La

contaminación por crudo también puede ser muy dañina para piscifactorías costeras (en

particular para las jaulas de salmones y las bandejas de ostras) y para los centros

recreativos, como las playas y los centros de deporte acuáticos.

En el pasado, las manchas de petróleo se fumigaban con dispersantes. No obstante, la

experiencia demuestra que los propios dispersantes, o las emulsiones que forman, pueden
ser más tóxicas que el propio petróleo. La filosofía actual es contener el petróleo con

barreras flotantes y recuperarlo empleando diversos tipos de mecanismos. Sólo si el peligro

de que alcance la playa es inminente se recurre a los dispersantes. De modo similar, es

mejor dejar que el petróleo que alcanza la costa se degrade de modo natural, a menos que se

trate de una playa pública. Incluso en este caso, la eliminación física es preferible al uso de

dispersantes, que pueden hacer que el petróleo penetre aún más en la arena. Los

dispersantes se reservan para limpiar instalaciones esenciales, como las rampas de botadura

de los astilleros.

La mayoría de las refinerías y terminales petrolíferas situadas en las costas disponen hoy de

planes de contingencia contra la contaminación. En ellos se listan las medidas que deben

adoptarse en caso de vertidos, el equipo que conviene utilizar y la protección o tratamiento

que deben recibir determinadas áreas especialmente delicadas.

Se atribuye el origen de estos derrames a los accidentes de los buque-tanques que

transportan el petróleo por los mares del mundo y también a las fugas en los equipos de

perforación marina. El derrame se produce cuando por diversos motivos (choque con otro

barco o con escollos, una agresión si se encuentra en medio de un conflicto bélico,

explosiones, falta de mantenimiento de los buques) ese tanque se rompe.

Etapas básicas para combatir derrames de petróleo en agua

Conscientes de la situación planteado por los accidentales derrames de petróleo y en

búsqueda de una solución que pueda minimizar los efectos causados por dichos derrames,

se ha desarrollado una estrategia o método de control, basado en cuatro etapas

fundamentales:
 Eliminación de la fuente.

 Contención.

 Recolección.

 Tratamiento químico.

Una vez que estos pasos se ejecutan, se garantiza en un alto porcentaje la recuperación del

petróleo derramado y la preservación del medio ambiente.

Comportamiento del petróleo en el agua.

Existe una serie de procesos naturales que ocurren inmediatamente después que el petróleo

se derrama en un cuerpo de agua. los cuales están relacionados con las propiedades físico -

químicas del petróleo y con las condiciones climáticas existentes en el lugar del derrame. El

petróleo, al ser derramado en un cuerpo de agua, comienza a sufrir cambios físicos,

químicos y biológicos naturales. Estos procesos son acompañados por el esparcimiento y el

movimiento, debido a oleaje, vientos y corrientes, evaporación, solución / dilución,

sedimentación, dispersión en gotas y partículas, emulsificaciones, oxidación, fotoquímica,

biodegradación por microorganismos, ingestión por organismos marinos y formación de

bolas de alquitrán y partículas.

Estos procesos incluyen: el esparcimiento de la mancha y su gradual intemperización.

3.12 FACTORES DE RIESGO

Por lo complejo de las operaciones de la industria petrolero, desde lo fase exploratorio

hasta la fase de transporte, se hace factible lo eventual ocurrencia de derrames de petróleo,

debido o:
 Accidentes de tanques por colisión entre ellos.

 Roturas por encallamiento.

 Choques en los terminales de embarque.

 Rotura de los oleoductos.

 Derrames por rotura de tanques de almacenamiento.

 Reventón de pozos en perforación o producción.

El comportamiento de un derrame de petróleo en el agua dependerá de: el volumen

derramado, las propiedades físicas del hidrocarburo y de ciertos variables del entorno, .tales

como el tipo de cuerpo de agua, la velocidad de las corrientes así como la velocidad y

dirección del viento.

3.13 ACCION A SEGUIR AL PRODUCIRSE UN DERRAME

Los derrames de hidrocarburos serán informados de acuerdo a los formatos de la directiva

que sistematiza y racionaliza el formato de mensajes tipo para informar las

contaminaciones del medio acuático.

1.- Las Operaciones que deben llevarse a cabo bajo el plan de acción están agrupadas en 4

categorías. Antes de iniciar cualquiera de ellas, debe efectuarse una rápida evaluación del

derrame, a fin de estimar la estrategia a seguir y los equipos y personal que se necesitarán.

a.- En primer término, debe pensarse en la movilización del Centro Coordinador Regional y

el establecimiento del Centro de Operaciones en el lugar del derrame, el establecimiento de

comunicaciones, contacto con las partes interesadas, y desarrollar toda la preparación

necesaria para iniciar la acción de control.


b.- La segunda etapa importante, es el inicio y mantenimiento de las acciones de control en

el mar. El Área de acción primaria, en la vecindad inmediata a la fuente del derrame. Es

importante en esta etapa contar con apoyo aéreo (helicóptero de preferencia), ya que el

campo visual es perfecto y se puede dirigir las acciones desde el aire mediante la

comunicación helicóptero – tierra – mar, debiendo para ello embarcarse los equipos de

comunicaciones adecuados.

c.- La tercera operación incluye la implementación de apoyo de las acciones de control en

la línea costera. La acción recomendada es proteger aquellas áreas de la costa de alto valor

ecológico, económico y turístico o que sean difíciles para limpiar, y tratar de desviar el

petróleo hacia las áreas donde pueda recogerse fácilmente sin dañar la ecología del lugar.

d.- Por último, están las operaciones de finalización, esto es, la recolección del equipo,

análisis de los efectos y costos del derrame, concluyéndose con un informe total del

accidente.

3.14 CAIDA DE PETRÓLEOS MEXICANOS

La petrolera estatal de México Petróleos Mexicanos (Pemex) dejó de operar casi mil pozos

en este año reciente. Información oficial indica que hasta el segundo trimestre de 2017

operaba 8,022 pozos, es decir, 910 menos de los que tenía en el mismo lapso de 2016. Del

total de esos complejos, 93% está en tierra y el resto en las zonas marinas.

Pemex también registró la caída en otras actividades: entre enero y junio de 2017 perforó

sólo 36 pozos, lo que representa 52% menos en comparación a los 75 del mismo periodo

del año pasado. Según los históricos de Pemex, ésta es una de las cifras más bajas que ha

registrado en décadas recientes. Además, en el mismo lapso, el número de pozos de


desarrollo también se redujo al alcanzar sólo 22, equivalente a una baja de 66.7% respecto

de los 66 de 2016.

Información del propio Pemex explica que la baja se debe a que la empresa ahora apuesta

por los proyectos más rentables, obligada por la caída en los precios internacionales de

petróleo y por los ajustes a su presupuesto.

Como parte de esta situación, la empresa también redujo su demanda en equipos de

perforación de pozos, pues entre enero y junio de 2017, operó un promedio de 137 para

trabajar en sus campos, equivalente a una reducción de 27% en comparación con los 187

que tenía el año pasado.

También podría gustarte