Está en la página 1de 77

Detalles de cómo fue en los inicios la

estructura peruana y como fue cambiando

hasta llegar a la estructura de la actualidad.

Hoy se consolidad con una constitución con

enmendaduras corrigiendo errores e

introduciendo nuevos artículos que bien o

mal abren paso para nuevas generaciones

de ciudadanos

EVOLUCION DE
LA ESTRUCTURA
DEL ESTADO
PERUANO
MONOGRAFIA

MSC. Carlos Choque


Salcedo
PRESENTADO POR

 Soledad Quispe Quispe

 German Quea Trujillo

1
9
INDICE
INTRODUCCION......................................................................................................................... 5
DESARROLLO............................................................................................................................. 6
1. ESTADO PERUANO........................................................................................................... 6
1.1 CARACTERÍSTICAS DEL ESTADO PERUANO 7
2. CONSTITUCIONES DEL PERU.............................................................................................. 8
2.1 CONSTITUCION DE 1823..................................8
2.1.1 ESTRUCTURA........................................................................................................... 8
2.1.2 PRINCIPALES ARTICULOS.......................................................................................9
2.1.3 ESTRUCTURA DEL ESTADO SEGÚN LA CONSTITUCION 1823..........................11
2.2 CONSTITUCION DE 1826 (VITALICIA)...........12
2.2.1 ESTRUCTURA......................................................................................................... 12
2.2.2 PRINCIPALES DISPOSICIONES.............................................................................14
2.2.3 ESTRUCTURA DEL ESTADO SEGÚN LA CONSTITUCION 1826..........................16
2.3 CONSTITUCION DE 1828................................16
2.3.1 ESTRUCTURA......................................................................................................... 16
2.3.2 PRINCIPALES DISPOSICIONES.............................................................................17
2.3.3 ESTRUCTURA DEL ESTADO SEGÚN LA CONSTITUCION 1828..........................19
2.4 CONSTITUCION DE 1834................................20
2.4.1 ESTRUCTURA......................................................................................................... 20
2.4.2 PRINCIPALES DISPOSICIONES.............................................................................21
2.4.3 ESTRUCTURA DEL ESTADO SEGÚN LA CONSTITUCION 1828..........................23
2.1 CONSTITUCION DE 1839...........................24
2.5.1 PRINCIPALES DISPOSICIONES.............................................................................24
2.5.2 ESTRUCTURA......................................................................................................... 25
2.5.3 ESTRUCTURA DEL ESTADO SEGÚN LA CONSTITUCION 1828..........................27
2.6 CONSTITUCION DE 1856................................27
2.6.1 ESTRUCTURA......................................................................................................... 27
2.6.2 DISPOSICIONES...................................................................................................... 28
2.6.3 ESTRUCTURA DEL ESTADO SEGÚN LA CONSTITUCION 1856..........................30
2.7 CONSTITUCION DE 1860................................31
2.7.1 ESTRUCTURA......................................................................................................... 31
2.7.2 PRINCIPALES DISPOSICIONES.............................................................................32
2.7.3 ESTRUCTURA DEL ESTADO SEGÚN LA CONSTITUCION 1860..........................33
2.8 CONSTITUCION DE 1867................................34
2.8.1 ESTRUCTURA......................................................................................................... 34
2.8.2 PRINCIPALES INNOVACIONES..............................................................................35
2.8.3 ESTRUCTURA DEL ESTADO SEGÚN LA CONSTITUCION 1867..........................36
2.9 CONSTITUCION DE 1920................................36
2.9.1 ESTRUCTURA......................................................................................................... 37
2.9.2 PRINCIPALES INNOVACIONES..............................................................................38
2.9.3 ESTRUCTURA DEL ESTADO SEGÚN LA CONSTITUCION 1920..........................39
2.10 CONSTITUCION DE 1933..............................39
1
9
2.10.1 ESTRUCTURA....................................................................................................... 39
2.10.2 PRINCIPALES DISPOSICIONES...........................................................................40
2.10.3 REFORMAS POSTERIORES.................................................................................43
2.10.3 ESTRUCTURA DEL ESTADO SEGÚN LA CONSTITUCION 1933........................44
2.11 CONSTITUCION DE 1979..............................44
2.11.1 ESTRUCTURA....................................................................................................... 45
2.11.2 PRINCIPALES DISPOSICIONES...........................................................................46
2.11.3 ESTRUCTURA DEL ESTADO SEGÚN LA CONSTITUCION 1979........................50
2.12 CONSTITUCION DE 1993..............................50
2.12.1 ESTRUCTURA....................................................................................................... 51
2.12.2 PRINCIPALES INNOVACIONES............................................................................52
2.12.3 ESTRUCTURA DEL ESTADO SEGÚN LA CONSTITUCION 1993........................54
2.12.3 REFORMAS CONSTITUCIONAL...........................................................................55
FORMA DE LA CONSTITUCIÓN POLÍTICA DEL PERÚ (1993-2016)......................................58
ESTRUCTURA DEL CUERPO.......................................................................................... 59
NIVEL CENTRAL O NACIONAL........................................................................................60
PODER LEGISLATIVO:..................................................................................................... 66
CONCLUSIONES....................................................................................................................... 69
CONSTITUCIÓN SE DEBE CAMBIAR POR RAZONES POLÍTICAS Y MORALES…. 69

1
9
INTRODUCCION
El presente trabajo materia de investigación se realiza con el fin de detallar los
cambios que se hicieron en las constituciones acerca de la estructura del
estado. Todo país u organización está basada en su estructura la cual explica
los niveles de jerarquía las funciones de cada nivel o funcionario.

Desde los inicios de nuestra historia se manejó una estructura, empezando por
la época incaica en la que se tuvo como máximo líder al “inca”, se continúa con
la conquista de los españoles los que no impusieron como máximo líder al
“virrey”, después de nuestra independencia se considera como “presidente de
la republica” la persona con máximo poder en el país, encargada de las llevar
las riendas del país.

1
9
DESARROLLO

1. ESTADO PERUANO
Se denomina estado al cuerpo político de una nación es decir, a lo que también se afirma
que es la nación jurídicamente organizada. El estado aparece como la institución más
elevada del orden social de la trilogía evolutiva de: Familia-Sociedad-Estado. A
esto se llega cuando las personas, en sus interrelaciones dentro de la sociedad
creen necesario organizarse en base a un cuerpo jurídico de leyes, determinan
a los gobernantes y trabajan por el progreso y desarrollo del territorio que
ocupan. Así, se concluye que el estado peruano es la nación que política y jurídicamente
ocupa y se ha organizado sobre el territorio nacional y sobre el cual ejerce
soberanía. Desde esta perspectiva, el estado moderno posee los siguientes
elementos:

Territorio: Es el espacio geográfico o superficie terrestre en la cual el Estado ejerce su


poder y autoridad. Este espacio se encuentra delimitado por las fronteras que
separan la zona de jurisdicción entre estados soberanos. El espacio sobre el
cual un estado ejerce su autoridad comprende el suelo, el subsuelo, el espacio aéreo
y el mar territorial.

Población: Es el conjunto de personas que habitan el territorio del Estado y que aceptan
su autoridad. Estas personas pueden ser nacionales o extranjeras. Al respecto,
la actual constitución, en su art. 52, establece: Son peruanos por nacimiento los
nacidos en el territorio de la Republica. También lo son los nacidos en el exterior de
padre o madre peruanos, inscritos en el registro correspondiente durante su minoría
de edad.

Gobierno: Es la forma como se organiza jurídicamente el Estado para ordenar, mandar y


ejecutar  procurando el bienestar de la población. El gobierno se ejerce a través
de los poderes del estado y las autoridades libremente elegidas. Existe, pues,
una delegación de facultades de la población hacia los que van a gobernar. La
organización jurídica es el conjunto de leyes que organizan la vida de la
colectividad, desde la constitución o Ley fundamental hasta las leyes o
reglamentos de menor jerarquía.
1
9
Soberanía: Es la capacidad de ejercer poder dentro de un determinado
territorio, sin aceptar  subordinación a otros.

1.1 CARACTERÍSTICAS DEL ESTADO PERUANO


Estas Características están determinadas por la Constitución Política de 1993 vigente hasta
hoy, que en su art. 43 dice que el Estado Peruano es:

Una República Democrática, ya que en ella se ejerce un gobierno representativo, elegido


por el  pueblo mediante sufragio universal. Social, porque es una democracia que
debe beneficiar a toda y no solo algunos individuos. Independiente, porque no tiene
relaciones de subordinación ante ningún otro Estado.

Soberana, porque el Estado peruano no tiene restricciones para ejercer su


poder dentro de los límites de su territorio; Constituyente un Gobierno Unitario,
es decir, posee un solo gobierno central y una sola Constitución que tiene vigencia
para todos los peruanos. Los departamentos o provincias no tienen, por lo tanto, autonomía
política. Plantea una Administración Descentralizada, porque paralelamente al
gobierno central existen gobiernos locales responsables de sus respectivas
jurisdicciones.

2. CONSTITUCIONES DEL PERU


Es necesario considerar otras constituciones que fueron aplicadas, nominal o
efectivamente, en el territorio peruano: una antes de su independencia:
la Constitución española de 1812 (llamada popularmente la "Pepa"); otras dos
durante el breve lapso de su escisión en los Estados Nor-Peruano y Sud-
Peruano, respectivamente (1836-1839), y una Ley fundamental para la
Confederación Perú-Boliviana, que no tuvo aplicación.

2.1 CONSTITUCION DE 1823

La Constitución Política de la República Peruana de 1823 fue el texto


constitucional elaborado por el Primer Congreso Constituyente del Perú,
instalado en 1822. Era de tendencia liberal y fue promulgada por el
presidente José Bernardo de Tagle el12 de noviembre de 1823. Pero no llegó a
regir pues casi de inmediato fue suspendida en todos sus artículos para no
obstaculizar la labor del Libertador Bolívar, que por entonces preparaba la
1
9
campaña final de la independencia del Perú. Fue restaurada en 1827, rigiendo
hasta 1828, cuando lo reemplazó una nueva Constitución liberal.

2.1.1 ESTRUCTURA

Esta carta política constaba de 194 artículos, divididos en tres secciones, con
sus correspondientes capítulos. La primera sección trataba sobre la nación, el
territorio, la religión y la ciudadanía; la segunda, sobre la forma de gobierno y
los poderes que lo integraban; y la tercera, sobre los medios de conservar el
gobierno.

Sección Primera: De la Nación:

 Capítulo I: La nación peruana.


 Capítulo II: Territorio.
 Capítulo III: Religión.
 Capítulo IV: Estado político de los peruanos.

Sección Segunda: Del Gobierno.

 Capítulo I: Su forma.
 Capítulo II: Poder Electoral
 Capítulo III: Poder Legislativo.
 Capítulo IV: Formación y promulgación de las leyes.
 Capítulo V: Poder Ejecutivo.
 Capítulo VI: Ministros de Estado.
 Capítulo VII: Senado conservador.
 Capítulo VIII: Poder Judiciario.
 Capítulo IX: Régimen interior de la República.
 Capítulo X: Poder Municipal.

Sección Tercera: De los medios de conservar el gobierno.

 Capítulo I: Hacienda pública.


 Capítulo II: Fuerza Armada.
 Capítulo III: Educación pública.
 Capítulo IV: Observancia de la Constitución.
1
9
 Capítulo V: Garantías Constitucionales.

2.1.2 PRINCIPALES ARTICULOS

La Constitución de 1823, de inspiración liberal, se basaba en la soberanía


popular: «La soberanía reside esencialmente en la nación, y su ejercicio en los
magistrados, a quienes ella ha delegado sus poderes.» (Artículo 3).

Esta Constitución estableció:

El sistema republicano de gobierno, quedando así relegada definitivamente la


posición monarquista, que defendiera anteriormente San Martín.

La restricción del concepto de Patria a lo nacional al disponer que: «Son


peruanos, todos los hombres libres nacidos en el territorio del Perú» (Artículo
10, inciso 1).

La división de los poderes del Estado en tres: Legislativo, Ejecutivo y Judiciario


(judicial).

El Legislativo estaría representado por un Congreso, llamado Congreso del


Perú, de naturaleza unicameral, que sería el único que tendría la iniciativa de
dar leyes.

Se establecía también un Senado, entidad administrativa de súper vigilancia,


distinto del legislativo y del ejecutivo.

El Ejecutivo estaría en manos de un Presidente de la República, que debía


contar con tres ministros: uno de Gobierno y de Relaciones Exteriores, otro
Guerra y Marina, y otro de Hacienda.

El poder Judiciario la conformarían los tribunales de Justicia y juzgados


subalternos, a la cabeza de los cuales estaría la Suprema Corte de Justicia con
sede en Lima.

La inclusión de todas las garantías constitucionales, menos la libertad religiosa


(salvo el culto privado):

 La libertad civil.
 La seguridad personal y la del domicilio.
1
9
 La igualdad ante la ley para el premio o el castigo.
 La buena opinión o fama del individuo, mientras no se le declare
delincuente conforme a las leyes.
 El derecho de propiedad.
 El secreto de las cartas.
 La libertad de imprenta.
 La libertad de la agricultura, industria, comercio y minería.
 El derecho individual de presentar peticiones o recursos al Congreso o al
gobierno.
 La elección de los gobiernos municipales, por obra de los colegios
electorales de parroquia.
 El principio de que nadie nace esclavo en el Perú, ni puede entrar en
esa condición, suprimiéndose el tráfico negrero.
 La abolición de los empleos y privilegios hereditarios.
 La abolición del tormento.
 La abolición de las confiscaciones de bienes y toda pena cruel y de
infamia trascendental.
 El reconocimiento de la instrucción como una necesidad común que la
República debía a todos los ciudadanos, debiendo fundarse
universidades en las capitales de departamentos y escuelas de
instrucción primaria en localidades más pequeñas.
 La división de la fuerza armada en ejército de línea, milicia cívica y
guardia de policía. 1
9
2.1.3 ESTRUCTURA DEL ESTADO SEGÚN LA CONSTITUCION 1823

2.2 CONSTITUCION DE 1826 (VITALICIA)

Más conocida como la Constitución Vitalicia, fue la segunda carta


política del Perú, elaborada por el Libertador Simón Bolivar y de tendencia
conservadora. Fue aprobada por los colegios electorales de la República, ante
la imposibilidad de que se reuniera un Congreso Constituyente, siendo
promulgada por el Consejo de Gobierno presidido por el mariscal Andrés de
Santa Cruz el 30 de noviembre de 1826, por ausencia de Bolívar. Su
juramentación pública se dio el 9 de diciembre de ese mismo año, segundo
aniversario de la batalla de Ayacucho. Una de las principales estipulaciones de
esta Constitución era el establecimiento de un presidente vitalicio o de por vida,
cargo reservado para Bolívar. Éste impuso también una Constitución similar
a Bolivia y planeaba hacer lo mismo en la Gran Colombia. Pero la reacción
antibolivariana que estalló en el Perú, así como en los demás países
«bolivarianos», trastocó sus proyectos. La Constitución Vitalicia del Perú estuvo
1
9
en vigor solo 50 días, pues fue suspendida ni bien cayó el régimen bolivariano,
el 27 de enero de 1827.

2.2.1 ESTRUCTURA

Constaba de 150 artículos, reunidos en once títulos:

Título I: De la nación:

 Capítulo I: De la nación peruana.


 Capítulo II: Del territorio.

Título II: De la religión.

Título III: Del gobierno.

 Capítulo I: Forma de gobierno.


 Capítulo II: De los peruanos

Título IV: Del poder electoral.

 Capítulo I: De las elecciones.


 Capítulo II: Del cuerpo electoral.

Título V: Del poder legislativo.

 Capítulo I: De la división, atribuciones y restricciones de este poder.


 Capítulo II: De la Cámara de Tribunos.
 Capítulo III: De la Cámara de Senadores.
 Capítulo IV: De la Cámara de Censores.
 Capítulo V: De la formación y promulgación de las leyes.

Título VI: Del poder ejecutivo.

 Capítulo I: Del presidente.


 Capítulo II: Del vicepresidente.
 Capítulo III: De los Secretarios de Estado.

Título VII: Del poder judicial.

 Capítulo I: Atribuciones de este Poder.


1
9
 Capítulo II: De la Corte Suprema.
 Capítulo III: De las Cortes de Distrito Judicial.
 Capítulo IV: Partidos Judiciales.
 Capítulo V: De la Administración de Justicia.

Título VIII: Del régimen interior de la República.

 Capítulo único.

Título IX: De la Fuerza Armada.

 Capítulo único.

Título X: Reforma de la Constitución.

 Capítulo único.

Título XI: De las garantías.

 Capítulo único.

2.2.2 PRINCIPALES DISPOSICIONES

Esta Constitución era en realidad una adaptación, con algunas enmiendas, de


la Constitución Napoleónica del año VIII.

Preveía cuatro poderes del Estado:

El Poder Electoral, constituido por electores nombrados por los ciudadanos en


ejercicio uno por cada cien. Los electores duraban cuatro años y entre sus
atribuciones se contaban las de nombrar por primera vez a quienes debían
integrar las Cámaras Legislativas, y elegir o proponer en terna a los miembros
del Poder Judicial y empleados públicos.

El Poder Judicial, que en teoría debía ser independiente y estaría representado


por la Corte Suprema y demás tribunales.

El Poder Legislativo, que tenía una estructura complicada. Constaba de tres


cámaras: los tribunos, los senadores y los censores, cada una con 24
miembros. «Los tribunos debían durar cuatro años; los senadores, ocho; y los
censores eran vitalicios. Correspondían al Tribunado las atribuciones
1
9
tradicionales de las Cámaras populares en materias hacendarias y políticas; al
Senado la legislación civil y eclesiástica y la nominación de los más altos
funcionarios; y a los Censores, la instrucción y la fiscalización política y
moral».1

El Poder Ejecutivo, con un Presidente Vitalicio (que naturalmente debía ser


Bolívar), aunque pasando previamente por la formalidad de ser designado por
el Congreso; luego se reservaba dicho Presidente el derecho de designar a su
sucesor. Completaban este poder un Vicepresidente y tres ministros de estado.

Suprimía los antiguos Cabildos o Municipalidades.

Las garantías estaban reconocidas, aunque de manera sobria:

Se garantizaban la libertad civil, la seguridad individual, la propiedad y la


igualdad ante la ley.

Se garantizaba la libertad de imprenta, pero bajo la responsabilidad que la ley


determinase.

Habría libertad de tránsito.

Se garantizaba la inviolabilidad del domicilio.

Las contribuciones se repartirían de manera proporcional.

Se abolían los empleos y privilegios hereditarios y las vinculaciones


eclesiásticas y laicales.

Se establecía la libertad de todo género de trabajo, industria o comercio, a no


ser que fueran contra las costumbres públicas, la seguridad, y la salubridad de
los peruanos.

Se reconocía la propiedad de los inventores.

No se podría suspender al Constitución, sino en los casos y circunstancias


expresadas en la misma, siendo obligatorio señalar el término que debía durar
la suspensión.
1
9
2.2.3 ESTRUCTURA DEL ESTADO SEGÚN LA CONSTITUCION 1826

2.3 CONSTITUCION DE 1828

La Constitución Política de la República Peruana de 1828 fue la tercera carta


política de la República Peruana, discutida y aprobada por el
segundo Congreso General Constituyente del Perú y promulgada el 18 de
abril de 1828 por el Presidente Constitucional de la República, mariscal José de
La Mar. Era de carácter liberal y rigió hasta el 10 de junio de 1834. Pese a su
breve duración, su importancia radica en que puso las bases constitucionales
del Perú, sirviendo de modelo a las siguientes constituciones, a lo largo de casi
un siglo. Por ello, el jurista peruano Manuel Vicente Villarán la llamó «la madre
de todas nuestras constituciones».

2.3.1 ESTRUCTURA

José de La Mar, Presidente Constitucional del Perú, que promulgó la


Constitución de 1828.

Constaba de 182 artículos ordenados en 10 títulos.


1
9
Título I: De la nación y de su religión.

Título II: De ciudadanía.

Título III: De la forma de gobierno.

Título IV: Del Poder Legislativo.

 Cámara de Diputados.
 Cámara de Senadores.
 Atribuciones comunes de las dos cámaras.
 Atribuciones del Congreso.
 Formación y promulgación de las leyes.
 Juntas Departamentales.

Título V: Poder Ejecutivo.

 Del Consejo de Estado.


 Ministros de Estado.

Título VI: Poder Judicial.

 Corte Suprema de Justicia.


 Cortes Superiores de Justicia.
 Jurados de Primera Instancia
 De la administración de justicia.

Título VII: Régimen interior de la República.

 Municipalidades.

Título VIII: Fuerza pública.

Título IX: Disposiciones generales.

Título X: Observancia de la Constitución y su revisión.

2.3.2 PRINCIPALES DISPOSICIONES

La constitución liberal de 1828 establecía lo siguiente:


1
9
La soberanía radicaría en los poderes del estado que serían tres: Legislativo,
Ejecutivo y Judicial. En la estructuración de estos poderes sirvió de inspiración
el modelo norteamericano (la carta de 1823 se había inspirado en la
Constitución de la Revolución Francesa y la de 1826 en la Constitución
Napoleónica del año VIII.

El Poder Legislativo sería de orden bicameral, es decir, con dos cámaras, la


de Senadores y la de Diputados, cuya renovación se efectuaría cada dos años
por tercios y mitades, respectivamente. Los diputados representaban a las
provincias y los senadores a los departamentos. Se debían reunir anualmente.

El Poder Judicial se organizaría sobre la base de la Corte Suprema de Justicia,


a las cortes superiores y a los juzgados.

El Poder Ejecutivo estaría representado por el Presidente de la República, cuyo


período de gobierno sería de cuatro años. Le acompañaba un Vicepresidente,
que debía reemplazarlo en los casos específicamente señalados; en su
defecto, asumía el poder el presidente del Senado. La elección del Presidente y
el Vicepresidente era de forma indirecta, por los colegios electorales. La
reelección presidencial inmediata se permitía por una sola vez.

Se creó un Consejo de Estado, formado por diez senadores. Funcionaria


durante el receso del Congreso y su misión sería observar y asesorar al poder
ejecutivo.

Se buscó la descentralización gubernamental sobre la base de la puesta en


vigencia de las juntas departamentales. Se quiso así satisfacer y atenuar las
tendencias federalistas.

Se reconoció a la religión católica como la única del estado peruano,


prohibiéndose todo culto diferente.

Se reglamentó las elecciones municipales y se restableció la ley de la imprenta.

Se abolieron ciertos rezagos de la vida colonial, como los empleos hereditarios,


mayorazgos, vinculaciones y privilegios.

Se autorizó la prisión por deudas, pero se suprimió las penas infamantes.


1
9
Se autorizó al Presidente de la República suspender las garantías
constitucionales e investirse de facultades extraordinarias, por un tiempo
determinado y con cargo de informar al Congreso acerca de las medidas
adoptadas durante el ejercicio de dichas facultades. Esta innovación pareció
peligrosa a los defensores de la doctrina pura, porque así existía el peligro de
impulsar al mandatario hacia la dictadura, pero se la aceptó para afianzar el
principio de autoridad, en cuanto fuera necesario para el mantenimiento del
orden.

2.3.3 ESTRUCTURA DEL ESTADO SEGÚN LA CONSTITUCION 1828

1
9
2.4 CONSTITUCION DE 1834

La Constitución Política de la República Peruana de 1834 fue la cuarta carta


magna del Perú, que fue discutida y aprobada por la Convención Nacional,
nombre que adoptó un Congreso Constituyente que se reunió en Lima
entre 1833 y 1834. Fue promulgada el 10 de junio de 1834 por el presidente
provisorio de la República, general Luis José de Orbegoso. De carácterliberal,
fue solo en realidad una enmienda o corrección de ciertos artículos de
la Constitución de 1828, tratando de limitar los excesos del caudillismo
militarista. Otro de sus propósitos fundamentales fue allanar legalmente el
camino de la federación del Perú con Bolivia, tema entonces de candente
actualidad. Solo estuvo en vigencia poco menos de un año, debido a las
convulsiones políticas que se desataron en el Perú, previo al establecimiento
de la Confederación Perú-Boliviana.

2.4.1 ESTRUCTURA

Constaba de 187 artículos (más 13 de disposiciones transitorias), ordenados en


once títulos.

Título I: De la nación y de su religión.

Título II: De ciudadanía.

Título III: De la forma de gobierno.

Título IV: Del poder legislativo.

 Cámara de Diputados.
 Cámara de Senadores.
 Funciones comunes a las dos cámaras y prerrogativas de sus
individuos.
 Atribuciones del Congreso.
 Formación y promulgación de las leyes.

Título V: Poder ejecutivo.

 Ministros de Estado.
 Del Consejo de Estado.
1
9
Título VI: Poder judicial.

 Corte Suprema de Justicia.


 Cortes Superiores de Justicia.
 Jurados de 1ª. Instancia
 De la administración de justicia.

Título VII: Régimen interior de la República.

 Municipalidades.

Título VIII: Fuerza pública.

Título IX: Garantías constitucionales.

Título X: Disposiciones generales.

Título XI: Observancia y reforma de la Constitución.

Disposiciones transitorias.

2.4.2 PRINCIPALES DISPOSICIONES

Como ya quedó dicho, esta Constitución fue solo una enmienda o corrección
de ciertos artículos de la Constitución liberal de 1828, con el propósito de
facilitar la federación con Bolivia y contener los excesos del caudillismo
militarista. Veamos sus principales variantes:

Se borró la parte final artículo 2 de la Constitución de 1828, en donde se


prohibía la unión o federación del Perú con otro estado. El artículo antiguo
decía así:

Art. 2.- La Nación Peruana es para siempre libre e independiente de toda


potencia extranjera. No será jamás patrimonio de persona o familia alguna; ni
admitirá con otro Estado unión o federación que se oponga a su
independencia.

En la nueva Constitución dicho artículo quedó resumido así:

Art. 1.- La nación peruana es independiente; y no puede ser patrimonio de


persona ó familia alguna.
1
9
Luna Pizarro fue el autor de este cambio, pues estaba convencido de que era
necesaria la unión de Perú y Bolivia bajo el mando del general Andrés de Santa
Cruz.

Se aumentó el número de senadores, que serían cinco por departamento


(antes eran solo tres).

Las cámaras legislativas (senadores y diputados) se renovarían por mitades


cada dos años (según la anterior Constitución, la de senadores se renovaba
por tercios y la de diputados por mitades).

Se omitieron las Juntas Departamentales, organismos que habían caído en


desprestigio. En su lugar se fortalecieron las Municipalidades, que deberían
existir en las capitales de departamento y de provincia.

Se suprimió el cargo de Vicepresidente de la República, a fin de impedir que la


estabilidad del gobierno fuese escindida por la competencia entre los
representantes del poder ejecutivo. Sin duda influyó en ello el mal antecedente
del vicepresidente Antonio Gutiérrez de La Fuente.

El Presidente del Consejo de Estado debía reemplazar al Presidente de la


República, incluyendo en los casos que éste concluyera su mandato sin
sucesor legal. Es decir, asumió la función que antes le correspondía al
Vicepresidente.

El Consejo de Estado estaría conformado por un grupo de consejeros, dos por


cada uno de los departamentos, que el Congreso elegiría de dentro o fuera de
su seno (en la anterior Constitución lo conformaban diez senadores). Este
cuerpo ejercía atribuciones constitucionales durante el receso de las cámaras.
Lo presidía uno de sus miembros (anteriormente lo presidía el Vicepresidente
de la República o el presidente del Senado).

Se prohibió la reelección presidencial inmediata, debiendo transcurrir como


mínimo un período presidencial para volver a postular. Se pretendía así hacer
imposible todo deseo de continuidad y perpetuación en el poder (como en el
caso de Gamarra).
1
9
Quedó establecido el derecho del ciudadano peruano a reclamar ante el
Congreso o el Poder Ejecutivo de cualquier infracción constitucional.

Se hizo obligatorio el juicio de residencia para todo funcionario del Poder


Ejecutivo al terminar su cargo.

No reconoció ningún otro medio de asumir el poder ejecutivo, fuera de lo


constitucionalmente establecido. Aquel que usurpase el poder mediante la
fuerza pública o por sedición popular perdía automáticamente sus derechos
políticos, sin poder ser rehabilitado, así como quedaba anulado todo lo que
hubiera dictado estando en el poder. Era una disposición muy bien
intencionada, inspirada sin duda en el reciente intento golpista del general
Pedro Pablo Bermúdez. En la práctica no pasó más allá del papel, visto los
gobiernos que se sucedieron en el Perú en esos años, nacidos prácticamente
todos por la fuerza de las armas.

2.4.3 ESTRUCTURA DEL ESTADO SEGÚN LA CONSTITUCION 1828

1
9
2.1 CONSTITUCION DE 1839

La Constitución Política de la República Peruana de 1839 fue la quinta carta


política del Perú, elaborada y aprobada por un Congreso General reunido
en Huancayo, por lo que se le conoce también como la Constitución de
Huancayo. Fue promulgada el 10 de noviembre de 1839 por el presidente
provisorio de la República, mariscal Agustín Gamarra

2.5.1 PRINCIPALES DISPOSICIONES

Sin duda, la nota más destacada de esta Constitución fue su autoritarismo


nacionalista, según se puede comprobar leyendo sus principales artículos:

El Poder Ejecutivo fue robustecido en desmedro del Legislativo. El período


presidencial fue ampliado de cuatro a seis años, aunque se rechazó la
reelección sucesiva. Se suprimió la posibilidad de acusar al Presidente de la
República por obra del Congreso, salvo en el caso de un ataque a la
independencia y unidad del país. El Presidente podía también suspender las
garantías constitucionales durante un tiempo determinado (quien le concedía
dicha facultad era el Consejo de Estado, un organismo asesor cuyos miembros
eran elegidos por el Congreso de dentro o fuera de su seno).

No se restituyó el cargo de Vicepresidente de la República, siendo el


Presidente del Consejo de Estado el encargado de reemplazar al Presidente de
la República. Se establecieron además dos vicepresidentes del Consejo de
Estado.

El Poder Legislativo estaría conformado por dos cámaras, la de diputados y la


de senadores. La primera se renovaría por terceras partes cada dos años, y la
de segunda por mitad cada cuatro años. Este Congreso debía tener reuniones
bienales.

Se estableció un fuerte centralismo, con el predominio del gobierno central en


desmedro de las autoridades locales. Así, se suprimieron las Municipalidades
1
9
elegidas por voto popular, y no se restituyeron las Juntas Departamentales
establecidas en la Constitución de 1828.

Se redujeron los derechos individuales. Al señalar el artículo 5 que eran


ciudadanos peruanos los «hombres libres nacidos en el Perú», se reconocía
implícitamente la existencia de la esclavitud en el país, si bien el artículo 155
establecía que “nadie nace esclavo en el Perú.”

Estableció como requisitos para la ciudadanía:

Ser casado y mayor de 25 años.

Saber leer y escribir («excepto los indígenas y mestizos hasta el año de 1844,
en las poblaciones donde no hubiere escuelas de instrucción primaria».)

Pagar alguna contribución.

El ejercicio de la ciudadanía se suspendía por ineptitud física o espiritual, por


tacha de deudor quebrado, por hallarse procesado criminalmente y por ser
notoriamente vago, jugador, ebrio o divorciado por culpa suya. Se perdía la
ciudadanía por estar sentenciado con pena infamante, por naturalización en
otro Estado, por quiebra fraudulenta judicialmente declarada y por rebelión con
armas, entre otras causales,

Otra nota característica de esta Constitución fue lo que Basadre calificó como
«la hostilidad a la juventud».3 Para ser diputado se impuso como requisito ser
mayor de 30 años de edad, y para senador, ministro o presidente de la
república, 40 años. Fue indudablemente una reacción contra el espíritu
revoltoso de la juventud, que había tenido como símbolo al general Felipe
Santiago Salaverry, quien fue el primer y único mandatario joven del Perú, con
sus 28 años de edad. Actualmente, la edad mínima para ser Presidente de la
República es de 36 años.

2.5.2 ESTRUCTURA

Constaba de 192 artículos, ordenados en 19 títulos.

Título I: De la nación
1
9
Título II: De la religión.

Título III: De los peruanos.

Título IV: De la ciudadanía.

Título V: De la forma de gobierno.

Título VI: Del poder legislativo.

Título VII: Cámara de Diputados.

Título VIII: Cámara de Senadores.

Título IX: Funciones comunes a ambas cámaras.

Título X: Atribuciones del Congreso.

Título XI: Formación y promulgación de las leyes.

Título XII: Poder Ejecutivo.

 Ministros de Estado.

Título XIII: Consejo de Estado.

Título XIV: Poder Judicial.

 Corte Suprema de Justicia.


 Cortes Superiores de Justicia.
 Juzgados de primera instancia
 De la administración de justicia.

Título XV: Régimen interior de la República.

 Municipalidades.

Título XVI: Policía.

Título XVII: De la fuerza pública.

Título XVIII: Garantías nacionales.

 Garantías individuales.
1
9
Título XIX: Observancia y reforma de la Constitución.

1
9
2.5.3 ESTRUCTURA DEL ESTADO SEGÚN LA CONSTITUCION 1828

2.6 CONSTITUCION DE 1856

La Constitución de la República Peruana de 1856 fue la sexta Constitución


política que rigió en el Perú, elaborada y aprobada por una asamblea
constituyente que con el nombre de Convención Nacional se reunió
en Lima en 1855, luego del triunfo de la revolución liberal sobre el gobierno
de José Rufino Echenique, acusado de corrupción, en la batalla de La Palma.
Fue promulgada el 19 de octubre de 1856, por el presidente provisorio de la
República, mariscal Ramón Castilla.

2.6.1 ESTRUCTURA

Constaba de 140 artículos, ordenados en 19 títulos.

Título I: De la nación

Título II: De la religión.


1
9
Título III: Garantías nacionales.

Título IV: Garantías individuales.

Título V: De los peruanos.

Título VI: De la ciudadanía.

Título VII: De la forma de gobierno.

Título VIII: Del poder legislativo.

Título IX: Cámaras legislativas.

Título X: De la formación y promulgación de las leyes.

Título XI: Poder Ejecutivo.

Título XII: Ministros de Estado.

Título XIII: Régimen interior de la República.

Título XIV: Juntas departamentales.

Título XV: Municipalidades.

Título XVI: Fuerza pública.

Título XVII: Poder Judicial.

Título XVIII: Reforma de la Constitución.

Título XIX: Disposiciones transitorias.

2.6.2 DISPOSICIONES

Esta carta política de 1856 fue de acentuado carácter liberal. Veamos sus más
importantes disposiciones.

Abolió la pena de muerte, lo que constituyó una novedad. Fue José Gálvez


Egúsquiza (futuro héroe del combate del Callao) quien en el parlamento
defendió ardorosamente esta abolición, resumiendo su pensamiento en esta
frase: «La sociedad no tiene derecho a matar».
1
9
Limitó las atribuciones del Poder Ejecutivo, estableciendo la vacancia de la
Presidencia de la República por atentar contra la forma de gobierno o disolver
el Congreso. Estableció que el período presidencial duraría cuatro años y no
seis como en la anterior Constitución.

Creó el Consejo de Ministros, que en ley complementaria fue definido como


una entidad autónoma.

Creó la figura del Fiscal de la Nación, con la misión de vigilar el cumplimiento


de las leyes.

Abolió el Consejo de Estado, aquel cuerpo consultivo que figuraba en las


constituciones de 1828, 1834 y 1839. Algunas de sus atribuciones pasaron al
Fiscal de la Nación; una parte quedó reservada al Congreso y otra al Consejo
de Ministros.

Definió al Poder Legislativo como la reunión de los representantes de la nación


reunidos en el Congreso de la República, dividido en dos cámaras, la de
senadores y la de diputados. Pero igualó a ambos en cuanto a su origen y
cualidades (unicameralismo disimulado).

Fortaleció al Poder Legislativo, representado por el Congreso, al cual se le


concedieron las siguientes atribuciones: dar, interpelar, modificar y derogar
leyes; crear y suprimir empleos y asignarles la correspondiente dotación;
examinar las infracciones de la Constitución; intervenir en los ascensos
militares; designar el número de las fuerzas armadas; declarar la patria en
peligro, etc., así como las usuales de carácter legislativo.

Reguló celosamente las relaciones del Ejecutivo y el Legislativo. Estableció la


intervención del Congreso en los ascensos militares, la vacancia del cargo del
representante parlamentario por aceptar empleo del Ejecutivo, y la prohibición
de ocupar una curul parlamentaria a militares en actividad, así como a curas,
obispos y arzobispos.

Estableció que para una reforma constitucional se necesitaba la aprobación del


proyecto respectivo en tres legislaturas.
1
9
Desconoció los privilegios hereditarios, los fueros personales y vinculaciones,
pues toda propiedad era enajenable en la forma determinada por las leyes.
Tampoco reconoció empleos en propiedad. A propósito de esta última
prohibición, una ley especial aclaró que la permanencia de los empleados no
quedaba al arbitrio de ninguna voluntad sino de la ley, que no estaban
afectados en manera alguna los derechos que los empleados civiles y militares
tenían a ser remunerados por la nación en proporción al tiempo y calidad de
sus servicios y con arreglo a las leyes vigentes.

Estatuyó la ciudadanía de los peruanos varones mayores de veintiún años o


casados y la pérdida de ella por aceptar título de nobleza.

Estableció el sufragio popular directo para todos los peruanos que supieran leer
y escribir o tuviesen propiedad raíz o fuesen jefes de taller o soldados o
marinos retirados. Restableció las Juntas Departamentales y las
Municipalidades. Estableció el carácter gratuito de la educación primaria.
Prohibió la expatriación y el extrañamiento, cuando no hubiera sentencia
ejecutoriada. Pese a los esfuerzos de los liberales, no logró imponer la libertad
de cultos, y el Estado continuó protegiendo a la religión católica, no permitiendo
el ejercicio de otros cultos. Pero se suprimieron las vinculaciones y los fueros
eclesiásticos, así como los diezmos y primicias.

2.6.3 ESTRUCTURA DEL ESTADO SEGÚN LA CONSTITUCION 1856

1
9
2.7 CONSTITUCION DE 1860

La Constitución Política del Perú de 1860 fue el séptimo texto constitucional de


la República Peruana, la cual fue discutida y aprobada por el Congreso de la
República reunido en Lima en 1860. Fue promulgada por el presidente
constitucional de la República, mariscal Ramón Castilla, el 13 de noviembre de
ese mismo año. 

2.7.1 ESTRUCTURA

Consta de 138 artículos, ordenados en 19 títulos.

Título I: De la nación

Título II: De la religión.

Título III: Garantías nacionales.

Título IV: Garantías individuales.

Título V: De los peruanos.

Título VI: De la ciudadanía.

Título VII: De la forma de gobierno.

Título VIII: Del poder legislativo.

Título IX: Cámaras legislativas.

Título X: De la formación y promulgación de las leyes.

Título XI: Poder Ejecutivo.

Título XII: De los Ministros de Estado.

Título XIII: Comisión permanente del cuerpo legislativo.

Título XIV: Régimen interior de la República.

Título XV: Municipalidades.

Título XVI: Fuerza pública.


1
9
Título XVII: Poder Judicial.

Título XVIII: Reforma de la Constitución.

Título XIX: Disposiciones transitorias.

2.7.2 PRINCIPALES DISPOSICIONES

Sancionó la primacía de la religión católica.

Restableció la pena de muerte, pero solo para casos de homicidio calificado.

Dispuso que el derecho de sufragio sería ejercido por todos los ciudadanos que
supieran leer y escribir, o fueran jefes de taller o dueños de alguna propiedad
raíz, o pagaran al tesoro público alguna contribución. La reglamentación de
este derecho se hizo por ley posterior, que volvió al sistema de votación
indirecta (la Constitución anterior había establecido la votación directa).

Confirmó el funcionamiento de dos cámaras en el Congreso, la de senadores y


la de diputados. La renovación de las cámaras debía hacerse por terceras
partes y por bienios (cada dos años).

Estableció que para ser diputado se debía tener 25 años de edad y para
senador 30.

Se creó la Comisión Permanente del Cuerpo Legislativo, compuesta por siete


senadores y ochos diputados, cuya misión era vigilar al Ejecutivo, resolver las
competencias entre los poderes públicos y ejercer algunas de las atribuciones
encomendadas a las cámaras (sería abolida en 1874).

Estableció que el Presidente no podría ser acusado durante su período


presidencial, salvo en los casos de traición, haber atentado contra la forma de
gobierno, disolver el Congreso, impedir su reunión o disolver sus funciones.

Instauró dos Vicepresidentes, llamados primero y segundo, elegidos


conjuntamente con el Presidente de la República (la anterior Constitución solo
establecía un Vicepresidente).

Mantuvo el Consejo de Ministros.


1
9
Dejó establecido que los prefectos y subprefectos serían nombrados por el
Poder Ejecutivo, anulando lo de la terna propuesta por las Juntas
Departamentales (que también desaparecieron).

Prohibió la reelección presidencial.

Respetó las Municipalidades, aunque mencionándolas de manera escueta y


dejando su reglamentación a una ley especial. No mencionó a las Juntas
Departamentales.

Estableció claramente la libertad de industrias y ratificó la definitiva supresión


de los antiguos gremios.

Para hacer la reforma constitucional solo sería necesario su aprobación en dos


legislaturas (en el anterior texto constitucional eran tres).

2.7.3 ESTRUCTURA DEL ESTADO SEGÚN LA CONSTITUCION 1860

1
9
2.8 CONSTITUCION DE 1867
La Constitución Política del Perú de 1867 fue la octava carta magna de
la República del Perú, que fue discutida y aprobada por el Congreso
Constituyente de 1867, el 29 de agosto de ese año y promulgada el mismo día
por el Presidente provisional de la República, coronel Mariano Ignacio Prado.

2.8.1 ESTRUCTURA

Constaba de 131 artículos, ordenados en 19 títulos.

Título I: De la Nación

Título II: De la Religión.

Título III: Garantías Nacionales.

Título IV: Garantías Individuales.

Título V: De los peruanos.

Título VI: De la ciudadanía.

Título VII: De la forma de gobierno.

Título VIII: Del Poder Legislativo.

Título IX: De la formación y promulgación de las leyes.

Título X: Poder Ejecutivo.

Título XI: De los Ministros de Estado.

Título XII: Del Fiscal General.

Título XIII: Régimen interior de la República.

Título XIV: Juntas Departamentales.

Título XV: De las Municipalidades.

Título XVI: De la Fuerza Pública.

Título XVII: Del Poder Judicial.


1
9
Título XVIII: Reforma de la Constitución.

Título XIX: Disposiciones transitorias.

2.8.2 PRINCIPALES INNOVACIONES

La Constitución de 1867 fue una segunda edición de la Constitución de 1856,


es decir de inspiración liberal, aunque más avanzada.

Declaró que el ejercicio de la libertad de imprenta no estaba sujeto a


responsabilidad «en asuntos de interés general». En otras palabras: frente a
los abusos o excesos de la libertad de expresión, la ley sólo protegería el honor
de los particulares.

En lo que respecta al Poder Legislativo, se estableció el sistema de Cámara


única. Para ser diputado no se especificó edad mínima, sino simplemente la
calidad de ciudadano (es decir, mayor de 21 años).

La edad mínima para ser Presidente de la República se fijó en 35 años. La


elección debía ser por voto directo de los ciudadanos y, en su defecto, por el
Congreso.

Se suprimió el cargo de Vicepresidente; en caso de vacancia de la Presidencia


de la República, debía asumir el Presidente del Consejo de Ministros.

Se prohibió al Presidente de la República despachar en ningún departamento


de la administración pública con ministros censurados por el Congreso

El Poder Ejecutivo quedó excluido de toda intervención en los nombramientos


de magistrados del Poder Judicial. De ello se encargaría el Congreso.

Se mencionaban a las Juntas Departamentales y a los Municipios, cuya


reglamentación debía estar a cargo de leyes especiales.

En cuanto al tema religioso, se reafirmó que la Nación profesaba la religión


católica, que el Estado la protegía, y que no permitía el ejercicio público de otra
alguna. Cabe destacar que esto último se impuso por poquísimos votos: 43
votos contra 40.

Se abolió definitivamente la pena de muerte.


1
9
Otorgó los derechos de los peruanos de nacimiento a los extranjeros que
hubiesen residido en el país desde la guerra de la Independencia y los que se
hallaron presentes en esa campaña y en las de Abtao y Callao.

Para la reforma constitucional se exigió tres legislaturas (como en la


Constitución liberal de 1856).

2.8.3 ESTRUCTURA DEL ESTADO SEGÚN LA CONSTITUCION 1867

2.9 CONSTITUCION DE 1920

La Constitución para la República del Perú de 1920 fue la novena carta


magna de la República del Perú, que fue aprobada el 27 de
diciembre de 1919 por la Asamblea Nacional convocada plebiscitariamente por
el presidente provisorio de la República Augusto B. Leguía, y promulgada por
este mismo el 18 de enero de 1920, ya como presidente constitucional. 
1
9
2.9.1 ESTRUCTURA

Constaba de 161 artículos, ordenados en 19 títulos.

Título I: De la Nación y del Estado.

Título II: Garantías Nacionales.

Título III: Garantías Individuales.

Título IV: Garantías Sociales.

Título V: De los peruanos.

Título VI: De la ciudadanía y del derecho y garantías electorales.

Título VII: De la forma de gobierno.

Título VIII: Del Poder Legislativo.

Título IX: Cámaras Legislativas.

Título X: De la formación y promulgación de las leyes.

Título XI: Poder Ejecutivo.

Título XII: De los Ministros de Estado.

Título XIII: Del Consejo de Estado.

Título XIV: Del régimen interior de la República.

Título XV: Congresos Regionales.

Título XVI: Administración municipal.

Título XVII: Fuerza pública.

Título XVIII: Poder Judicial.

Título XIX: Disposiciones transitorias.


1
9
2.9.2 PRINCIPALES INNOVACIONES

Impuso la renovación simultánea de los poderes públicos, es decir, se elegirían


a los miembros del parlamento (senadores y diputados) conjuntamente con el
Presidente. Quedaba así abolida la renovación parlamentaria por tercios.

Estableció el periodo presidencial de cinco años (anteriormente eran cuatro),


con posibilidad a la reelección solo después de transcurrido un período igual de
tiempo. Esto último sería modificado en 1923, posibilitando una sola reelección
consecutiva. En 1927 se volvió a modificar, dándose pase a la reelección
indefinida. Fue así como Leguía se reeligió dos veces.

La elección del Presidente de la República y de los senadores y diputados


sería por voto popular directo.

Como medida descentralista se instauraron los congresos regionales en el


norte, centro y sur. Llegaron a funcionar pero pronto se vio que eran
inoperantes y acabaron por entrar prácticamente en receso.

Se instauró la responsabilidad política del gabinete ante cada una de las


Cámaras y la obligatoriedad de la renuncia ministerial a consecuencia del voto
de falta de confianza que se aprobara en el Senado o en la Cámara Baja. Sólo
una vez, a lo largo del Oncenio, una de las Cámaras hizo uso de esa
prerrogativa.

Se restableció el Consejo de Estado, organismo que sin embargo no llegó a


instalarse.

Las garantías individuales no podrían ser suspendidas por ninguna motivo. Ni


siquiera en circunstancias de peligro para el orden público.

Se estableció la elección popular de los municipios. Pero esto no se puso en


práctica y en su lugar se instauraron unas «juntas de notables» que escogía a
su arbitrio el Ministro de Gobierno.

Se declaró la protección del Estado a la raza aborigen y se reconoció la


existencia legal de las comunidades indígenas.
1
9
Se prohibió que los extranjeros adquiriesen o poseyeran tierras, aguas, minas y
combustibles en una extensión de 50 km distante de las fronteras.

2.9.3 ESTRUCTURA DEL ESTADO SEGÚN LA CONSTITUCION 1920

2.10 CONSTITUCION DE 1933

La constitución peruana de 1933, oficialmente Constitución Política del Perú,


fue la décima carta política de la República del Perú, que fue discutida y
sancionada por el Congreso Constituyente de 1931 y promulgada el 9 de
abril de 1933 bajo el gobierno del Presidente Constitucional de la
República Luis Sánchez Cerro.

2.10.1 ESTRUCTURA

Constaba de 236 artículos, ordenados en 16 títulos.

Título I: El Estado, el Territorio y la Nacionalidad.

Título II: Garantías Constitucionales.

Capítulo I: Garantías Nacionales y Sociales.


1
9
Capítulo II: Garantías Individuales.

Título III: Educación.

Título IV: Ciudadanía y sufragio.

Título V: Poder Legislativo.

Título VI: Formación y promulgación de las leyes.

Título VII: Poder Ejecutivo.

Capítulo I: Presidente de la República.

Capítulo II: Ministros de Estado.

Capítulo III: Comisiones consultivas y Consejos técnicos.

Título VIII: Consejo de Economía Nacional.

Título IX: Régimen interior de la República.

Título X: Administración departamental y municipal.

Capítulo I: Concejos departamentales.

Capítulo II: Concejos municipales.

Título XI: Comunidades de indígenas.

Título XII: Fuerza Armada.

Título XIII: Poder Judicial.

Título XIV: Religión.

Título XV: Reforma de la Constitución.

Título XVI: Disposiciones transitorias.

2.10.2 PRINCIPALES DISPOSICIONES

Se prohibió la reelección presidencial inmediata, recalcando que esta


prohibición no podía ser reformada ni derogada. Todo aquel que propusiera o
defendiera tal propuesta cesaría de inmediato de todo cargo público y sería
1
9
inhabilitado de ejercerla de por vida. Tal drástica disposición tuvo en cuenta la
experiencia de Leguía, quien se reeligió tres veces a lo largo de la década de
1920.

Se fijó el período presidencial en cinco años, es decir, similar a lo estipulado en


la anterior Constitución. En 1939 fue ampliado a seis años, tras una reforma
constitucional aprobada por plebiscito.

El Presidente de la República quedó limitado en sus funciones. Solo podía


nombrar y remover a los miembros del gabinete en acuerdo con el Presidente
del Consejo de Ministros. Sus actos debían ser refrendados por los ministros y
hasta los mensajes presidenciales debían ser aprobados en sesión del
Consejo. Quedó igualmente limitado en sus funciones por el Parlamento, el
cual podía acusar al Presidente, y privarlo de su cargo conforme a la
Constitución. En contraparte, no se le otorgó la facultad de disolver el
Parlamento; y no se le reconoció tampoco en el articulado orgánico de la
Constitución, el derecho de devolver al Congreso, para una segunda
deliberación, los proyectos de ley aprobados por éste. Y finalmente, el
Presidente quedó limitado por la ciudadanía. La Constitución franqueó a
cualquier ciudadano el recurso llamado de acción popular contra los decretos o
resoluciones expedidos por el Poder Ejecutivo, ante los tribunales de justicia,
para que estos declarasen la ilegalidad o la inconstitucionalidad de los mismos
(este recurso solo se reglamentó en 1963, en la ley orgánica del Poder
Judicial).

Se abolieron las vicepresidencias. En caso de no poder ejercer sus funciones el


Presidente (por vacancia o suspensión de cargo), asumía el poder ejecutivo el
Consejo de Ministros. Las vicepresidencias (primera y segunda) fueron
restituidas por ley del 1 de abril de 1936.

El Parlamento sería bicameral, integrado por una Cámara de Diputados y un


Senado funcional. Se amplió sus poderes de manera ilimitada, recortándose las
funciones y privilegios del Poder Ejecutivo. Además de la ya mencionada
facultad de acusar al Presidente y privarlo de su cargo, las Cámaras tenían el
derecho de censurar a los Ministros por separado o al Consejo de Ministros en
pleno.
1
9
Estableció el derecho de sufragio para todos los ciudadanos mayores de 21
años que supiesen leer y escribir. Quedó rechazado el sufragio irrestricto a
favor de la mujer y de los analfabetos (aunque se concedió a las mujeres la
votación en las elecciones municipales).

El voto sería directo y secreto.

Mantuvo el centralismo administrativo al establecer que el Estado «es uno e


indivisible», aunque otorgó autonomía económica y administrativa a los
municipios.

El Estado protegía a la religión católica, apostólica y romana, en consideración


de ser la religión mayoritaria del pueblo. Sin embargo, las demás religiones
gozaban de libertad para el ejercicio de sus respectivos cultos.

Entre los derechos fundamentales reconocidos figuraban la libertad laboral, la


prohibición de prisión por deudas, la libertad de conciencia y de creencia, el
derecho de petición, la inviolabilidad del domicilio y de la correspondencia, las
libertades de reunión y de prensa, y el derecho de no ser expatriado. Todos
estos derechos, y otros más, daban lugar a la acción del habeas corpus.

Se crearon instituciones novedosas como los Consejos Departamentales, la


Cámara Alta de composición funcional, el Consejo de Economía Nacional, los
cuales no llegaron a funcionar.

En su artículo 53 establecía que

El Estado no reconoce la existencia legal de los partidos políticos de


organización internacional. Los que pertenecen a ellos no pueden desempeñar
ninguna función política.

Esta norma fue usada como un arma legal de la represión política, pues se
aplicó contra el partido aprista y el partido comunista, calificados como
“partidos internacionales”.

Se contemplaba la pena de muerte por delitos de traición a la patria y homicidio


calificado. El artículo 54 decía a la letra:
1
9
La pena de muerte se impondrá por delito de traición a la patria y homicidio
calificado, y por todos aquellos que señale la ley.

Bajo el amparo de esta norma, esta pena máxima se aplicó en gran escala
para los delitos políticos, a lo largo de la década de 1930.

2.10.3 REFORMAS POSTERIORES

El 30 de abril de 1933, a menos de un mes de haber firmado la Constitución de


1933, el presidente Sánchez Cerro fue baleado en el Hipódromo de Santa
Beatriz, muriendo poco después en el Hospital Italiano. De acuerdo a la
Constitución, a falta de vicepresidente, el Consejo de Ministros, presidido
por José Matías Manzanilla, asumió transitoriamente el Poder Ejecutivo. Esa
misma tarde se reunió el Congreso Constituyente y por una abrumadora
mayoría de 81 votos sobre un total de 88 representantes, eligió como
Presidente de la República al general Óscar R. Benavides, con la misión de
completar el período del difunto gobernante, es decir, hasta el 8 de
diciembre de 1936. Constituyó este acto una manifiesta violación constitucional,
pero se invocó la situación de emergencia.

Entre las diversas medidas tomadas por el gobierno de Benavides, cabe


mencionar aquí la Ley Nº 8237 de 1 de abril de 1936, por el cual se restituían
los cargos de Vicepresidentes, que serían dos, el Primer y el Segundo,
elegidos al mismo tiempo, en igual forma, con las mismas calidades y para el
mismo período que el Presidente.

Finalizando ya Benavides el período para el que había sido designado,


convocó a elecciones en 1936. En ellas virtualmente triunfó el ex presidente del
Congreso Constituyente Luis Antonio Eguiguren; sin embargo fueron anuladas
por el gobierno, aduciendo que aquel candidato había recibido el apoyo del
APRA, un partido fuera de la ley por su condición de «partido internacional». El
Congreso Constituyente prorrogó entonces por tres años, hasta el 8 de
diciembre de 1939, el mandato presidencial de Benavides, otorgándole,
además, facultades extraordinarias de carácter legislativo, pues el Congreso
terminaba sus funciones el 8 de diciembre de 1936. Una vez más se tomaban
así decisiones flagrantemente anticonstitucionales. Las sesiones del Congreso
1
9
terminaron en riña exacerbada. El gobierno deportó a sus principales
adversarios, entre ellos varios ex diputados constituyentes, y se afianzó en el
poder. Así finalizó, sin pena ni gloria, el Congreso Constituyente de 1931-33.

Benavides continuó pues, su gobierno, convertido ya en una auténtica


dictadura, cuyo lema fue «Orden, paz y trabajo». Ya próximo a finalizar su
mandato, convocó a un plebiscito, con el objetivo de aprobar algunas reformas
a la Constitución que consideró necesarias, entre ellas la disminución de las
facultades legislativas del Congreso en materia económica y la ampliación del
período presidencial en seis años. En suma, quería robustecer el poder del
Presidente de la República y evitar que su sucesor sufriera los excesos del
parlamentarismo. El plebiscito se realizó el 18 de junio de 1939 y las reformas
fueron aprobadas por el voto ciudadano. Cabe señalar que este procedimiento
violaba una vez más la Constitución, pues ésta no contemplaba el plebiscito
como forma de consulta popular.

2.10.3 ESTRUCTURA DEL ESTADO SEGÚN LA CONSTITUCION 1933

1
9
2.11 CONSTITUCION DE 1979

La Constitución para la República del Perú de 1979 fue la carta magna de


la República del Perú que fue redactada en las postrimerías del Gobierno
Revolucionario de las Fuerzas Armadas por la Asamblea Constituyente de
1978, convocada por el mismo con el fin de facilitar el retorno de la democracia,
tras una década de gobierno militar.

2.11.1 ESTRUCTURA

Consta de 307 artículos, ordenados en 8 títulos con sus respectivos capítulos,


además de un preámbulo.

Preámbulo.

Título I: Deberes y derechos fundamentales de la persona.

 Capítulo I: De la persona.
 Capítulo II: De la familia.
 Capítulo III: De la seguridad social, salud y bienestar.
 Capítulo IV: De la educación, la ciencia y la cultura.
 Capítulo V: Del trabajo.
 Capítulo VI: De la función pública.
 Capítulo VII: De los derechos políticos.
 Capítulo VIII: De los deberes.

Título II: De la Nación y el Estado.

 Capítulo I: Del Estado.


 Capítulo II: De la nacionalidad.
 Capítulo III: Del territorio.
 Capítulo IV: De la integración.
 Capítulo V: De los tratados.

Título III: Del régimen económico.

 Capítulo I: Principios generales.


 Capítulo II: De los recursos naturales.
1
9
 Capítulo III: De la propiedad.
 Capítulo IV: De la empresa.
 Capítulo V: De la hacienda pública.
 Capítulo VI: De la moneda y la banca.
 Capítulo VII: Del régimen agrario.
 Capítulo VIII: De las comunidades campesinas y nativas.

Título IV: De la estructura del Estado.

 Capítulo I: Poder Legislativo.


 Capítulo II: De función legislativa.
 Capítulo III: De la formación y promulgación de las leyes
 Capítulo IV: Del presupuesto y la cuenta general.
 Capítulo V: Poder Ejecutivo.
 Capítulo VI: Del Consejo de Ministros.
 Capítulo VII: De las relaciones con el poder legislativo.
 Capítulo VIII: Del régimen de excepción.
 Capítulo IX: Poder Judicial.
 Capítulo X: Del Consejo Nacional de la Magistratura.
 Capítulo XI: Del Ministerio Público.
 Capítulo XII: De la descentralización, gobiernos locales y regionales.
 Capítulo XIII: De la defensa nacional y del orden interno.
 Capítulo XIV: Del Jurado Nacional de Elecciones.

Título V: Garantías Constitucionales.

Título VI: Reforma de la Constitución.

Título VII: Disposición final.

Título VIII: Disposiciones generales y transitorias.

2.11.2 PRINCIPALES DISPOSICIONES

El sistema político. Se implementó la democracia representativa. El presidente,


los dos vicepresidentes y los miembros del Congreso serían elegidos cada
cinco años (se abolieron las anteriores renovaciones parlamentarias por tercios
1
9
o mitades). No se contemplaban mecanismos de «democracia directa»
(referéndum u otro tipo de consulta popular) entre elección y elección.

El Presidente de la República.- Se corrigieron los excesivos poderes


parlamentaristas otorgados por la Constitución de 1933, y se reforzó la
autoridad del Presidente de la República. Este podía observar «en todo o en
parte» los proyectos de ley aprobados en el Congreso y podía disolver la
Cámara de Diputados si ésta censuraba a tres consejos de ministros. Podía
también conceder indultos y conmutar penas. El derecho de amnistía quedó
reservado al Congreso. Se le otorgó también mayor poder en materia
presupuestal, lo cual le permitió una mayor capacidad de implementar sus
políticas.

El Congreso bicameral. El Congreso se compondría de dos cámaras: la de


senadores y diputados. El Senado, de 60 miembros, sería elegido por las
regiones (mientras estas se implementasen, serían elegidos por distrito
electoral único). Además, serían senadores vitalicios los expresidentes
constitucionales de la República. La Cámara de Diputados, de 180 miembros,
serían elegidos por las circunscripciones (departamentos). Solamente la
Cámara de Diputados podía interpelar, censurar o negar confianza a los
Ministros. Toda moción de censura contra el Consejo de Ministros o contra
cualquiera de los Ministros debía ser presentada por no menos del 25 % del
número legal de diputados, y su aprobación requeriría del voto de más de la
mitad de dicho número. Por su parte, el Presidente de la República estaba
facultado de disolver la Cámara de Diputados si esta censuraba o negaba la
confianza a tres Consejos de Ministros.

El Poder Judicial. En lo concerniente a este poder, se mantuvo casi la misma


organización dispuesta en la anterior Constitución, incluyendo el nombramiento
de los magistrados por los poderes políticos (lo cual de algún modo le restaba
independencia). El Consejo Nacional de la Magistratura sería el organismo
encargado de proponer ante el Presidente de la República a los magistrados de
la Corte Suprema y de las Cortes Superiores. Asimismo, se restableció
el Ministerio Público cuya función sería velar por la independencia de los
1
9
órganos judiciales y por la recta administración de justicia, así como la defensa
de los derechos de los ciudadanos.

Segunda vuelta electoral.- Instauró la segunda vuelta en las elecciones para


presidente de la República: éste debía ser elegido por más de la mitad (el 50%
más uno) de los votos válidamente emitidos. Si el candidato que resultaba con
mayor votación no lograba esa mayoría absoluta, entonces debería procederse
a una segunda elección dentro de los 30 días siguientes (en 1984 se especificó
que se contaban a partir del momento en que el Jurado Nacional de Elecciones
publicaba sus resultados) entre los candidatos presidenciales que hubieran
obtenido el primer y segundo lugar en los comicios de la primera ronda. La
primera vez que se dio cumplimiento a esta norma fue durante las elecciones
generales de 1990.

Ciudadanía a los 18 años.- En su artículo 65, estableció la ciudadanía para


todos los peruanos a partir de los 18 años. Se rebajó así la edad, que
anteriormente era de 21 años. El ciudadano debía inscribirse en el Registro
Electoral y recabar su documento de identidad personal (libreta electoral) para
ser considerado como tal.

Voto de los analfabetos.- Todos los peruanos mayores de 18 años, que


estuvieran en el goce de su capacidad civil, tendrían el derecho al voto, que
sería de carácter personal, secreto y obligatorio. Quedó así derogada la
restricción al voto de los analfabetos, consignada en la anterior Constitución.
Solo los miembros de las fuerzas armadas y policiales en servicio activo no
podían votar ni ser elegidos.

Abolición de la pena de muerte (salvo en caso de traición a la patria en guerra


exterior).

Derechos constitucionales.- A diferencia de la anterior constitución, esta carta


era extensa y explícita en cuanto a derechos constitucionales, incorporando
una amplia gama de ellos.

Sumada a las libertades clásicas (personal, de reunión, de expresión, de


tránsito, inviolabilidad del domicilio) y a otros derechos sociales ya tradicionales
(seguridad, cobertura de riesgos, protección de minusválidos), añadió
1
9
importantes normas sobre derechos del trabajador a la educación, a la ciencia
y la cultura, así como un tratamiento moderno a la familia. Inclusive, se
consideró que la declaración de derechos en el texto no era taxativa, sino que
éstos estaban amparados constitucionalmente.2

Derecho a la insurgencia.- Se recogió el principio de la desobediencia civil:


«Nadie debe obediencia a un gobierno usurpador ni a quienes asuman
funciones o empleos públicos en violación de los procedimientos que la
Constitución y las leyes establecen». Además, «son nulos los actos de toda
autoridad usurpadora». En definitiva, «el pueblo tiene el derecho de insurgir en
defensa del orden constitucional». Tal derecho de insurgencia (para defender el
orden constitucional y no para alterarlo o quebrantarlo) ha sido motivo de las
más caprichosas y extravagantes interpretaciones, hasta el día de hoy.

Creación del Tribunal de Garantías Constitucionales, como órgano de control


de la Constitución. Estaría controlado directa e indirectamente por los poderes
del Estado, los cuales también elegían a sus miembros (nueve en total).

Se establecieron dos figuras para los regímenes de excepción:

El estado de emergencia, en caso de la perturbación de la paz o del orden


interno, de catástrofe u otra grave circunstancia. Suspendía las garantías por
60 días, prorrogables, asumiendo las Fuerzas Armadas el control del orden
interno.

El estado de sitio, en caso de invasión, guerra exterior o guerra civil o peligro


inminente de que se produzcan. Se suspendía por 45 días todos los derechos,
salvo los que expresamente se mantuvieran en vigencia.

El sistema económico. En este aspecto, las reglas básicas serían la economía


social de mercado, el pluralismo empresarial y la libertad de comercio e
industria. «Se recogieron las transformaciones ocurridas en las décadas
anteriores, pero bajo una normatividad ambigua entre un régimen liberal y un
régimen donde el Estado cumplía un importante rol empresarial y de regulación
de las relaciones sociales...» Esta ambigüedad del modelo económico permitió,
durante la vigencia de esta Constitución, hasta tres políticas económicas
1
9
distintas: una moderada (1980-1985), otra populista (1985 -1990) y otra
neoliberal (iniciada en 1990).

2.11.3 ESTRUCTURA DEL ESTADO SEGÚN LA CONSTITUCION 1979

2.12 CONSTITUCION DE 1993

La Constitución Política del Perú de 1993 es la norma fundamental de


la República del Perú. Antecedida por otros 11 textos constitucionales, fue
redactada a inicios del gobierno de Alberto Fujimori por el Congreso
Constituyente Democrático convocado por el mismo tras la disolución
del Congreso en el autogolpe de 1992, consecuentemente fue aprobada
mediante el referéndum de 1993, aunque los resultados han sido discutidos por
algunos sectores.
1
9
Consta de 206 artículos y 16 disposiciones finales y transitorias, ordenados en
6 títulos, así como un preámbulo y una declaración.

2.12.1 ESTRUCTURA

Título I: De la persona y la sociedad.

 Capítulo I: Derechos fundamentales de la persona.


 Capítulo II: De los derechos sociales y económicos.
 Capítulo III: De los derechos políticos y de los deberes.
 Capítulo IV: De la función pública

Título II: Del Estado y la nación

 Capítulo I: Del Estado, la nación y el territorio


 Capítulo II: De los tratados.

Título III: Del régimen económico.

 Capítulo I: Principios generales.


 Capítulo II: Del ambiente y los recursos naturales.
 Capítulo III: De la propiedad.
 Capítulo IV: Del régimen tributario y presupuestal.
 Capítulo V: De la moneda y la banca.
 Capítulo VI: Del régimen agrario y de las comunidades campesinas y
nativas.

Título IV: De la estructura del Estado.

 Capítulo I: Poder legislativo.


 Capítulo II: De la función legislativa.
 Capítulo III: De la formación y promulgación de las leyes.
 Capítulo IV: Poder ejecutivo.
 Capítulo V: Del Consejo de ministros.
 Capítulo VI: De las relaciones con el Poder Legislativo.
 Capítulo VII: Régimen de excepción.
 Capítulo VIII: Poder judicial.
1
9
 Capítulo IX: Del Consejo nacional de la magistratura.
 Capítulo X: Del Ministerio público.
 Capítulo XI: De la Defensoría del pueblo.
 Capítulo XII: De la seguridad y la defensa nacional.
 Capítulo XIII: Del sistema electoral.
 Capítulo XIV: De la descentralización, las regiones y las
municipalidades.

Título V: De las garantías constitucionales.

Título VI: De la reforma de la constitución.

Disposiciones finales y transitorias.

Declaración.

2.12.2 PRINCIPALES INNOVACIONES

En aspectos generales, esta Constitución no varió mucho comparada con la


anterior, la Constitución de 1979. Se conservó incluso textualmente algunos
artículos y en otros casos solo se ha variado la forma, mas no el fondo. Sin
embargo, buena parte de sus pocas innovaciones son de importancia
fundamental.

Referéndum. Introduce el mecanismo del referéndum o consulta popular para


la reforma total o parcial de la Constitución, la aprobación de normas con rango
de ley, las ordenanzas municipales y las materias relativas al proceso de
descentralización.

La pena de muerte. Sanción que antes solo se aplicaba para delitos de traición
a la patria en guerra exterior, se extiende a los delitos de terrorismo. Pero en la
práctica no ha sido reglamentada esto último.

La reelección presidencial. El mandato presidencial se mantuvo en cinco años,


pero se permitió una sola reelección inmediata o consecutiva (artículo 112).

Al amparo de este artículo constitucional, Fujimori se reeligió en 1995; al año


siguiente, mediante una controvertida “Ley de Interpretación Auténtica”, se le
permitió otra reelección consecutiva (la llamada “re-reelección”). De acuerdo a
1
9
esta interpretación, el segundo gobierno de Fujimori (1995-2000) era el primero
sujeto a ese artículo constitucional, invocándose la no retroactividad de las
leyes. Luego de la fuga y renuncia de Fujimori desde el Japón en octubre del
2000, se modificó este artículo, quedando prohibida la reelección inmediata: a
partir de entonces, quien culmina su mandato presidencial puede volver a
candidatear transcurrido como mínimo un período constitucional.

Extensión de facultades al Poder Ejecutivo. El Poder Ejecutivo, en especial el


Presidente de la República, obtuvo mayores atribuciones. Estas fueron
ampliadas a nivel de potestad legislativa mediante los decretos de urgencia. El
Presidente puede disolver el Congreso si éste censura a dos consejos de
ministros (en la anterior Constitución eran tres).

Unicameralidad. El Poder Legislativo tuvo un cambio radical en su estructura:


se abolió la bicameralidad parlamentaria y se impuso la unicameralidad, es
decir una sola cámara, con 120 representantes o congresistas. En el 2011 se
amplió su número a 130. De todos modos continúa siendo un número inferior al
que tenía el antiguo Congreso bicameral (180 diputados y 60 senadores).

Reforma del Consejo Nacional de la Magistratura. Se reforma el Consejo


Nacional de la Magistratura, organismo al que se dota de autonomía para la
selección y nombramiento de los magistrados (Jueces y Fiscales), labor que
antes recaía en el Presidente de la República sujeto a ratificación del
Congreso.

Creación de la Defensoría del Pueblo. Se estableció la figura de la Defensoría


del Pueblo como un ente autónomo encargado de defender los derechos del
pueblo y supervisar el cumplimiento de los deberes de la administración estatal.
Su titular es el Defensor del Pueblo, elegido y removido por el Congreso con el
voto de los dos tercios del número legal de sus miembros.

Establecimiento del rol subsidiario del Estado en la economía. Se establece


que la iniciativa privada es libre y se ejerce en una economía social de
mercado. El Estado asume solo su rol orientador, más no hace actividad
empresarial, sino solo excepcionalmente. La anterior Constitución consagraba
el ejercicio de la actividad empresarial por parte del Estado; ahora el Estado
1
9
vigila y facilita la libre competencia, legaliza la libre tenencia de moneda
extranjera y el libre cambio y defiende los intereses de los consumidores y
usuarios.

Se siguen mencionado a las Comunidades Campesinas y las Nativas, pero ya


no a la reforma agraria, como ampliamente lo hacía la anterior carta magna. Se
garantiza la privatización de la tierra aplicándose el libre mercado; incluso las
tierras abandonadas pasan al dominio del Estado para su adjudicación en
venta.

Se dejó de garantizar plenamente la estabilidad laboral, la misma que era


estipulada explícitamente en el artículo 48 de la Constitución anterior. Ahora
solo se dice que el Estado otorga al trabajador adecuada protección contra el
despido arbitrario.

Se reconoce a las municipalidades autonomía política, económica y


administrativa.

1
9
2.12.3 ESTRUCTURA DEL ESTADO SEGÚN LA CONSTITUCION 1993

2.12.3 REFORMAS CONSTITUCIONAL

Año 1995

Ley N.º 26470, del 9 de junio de 1995, que tuvo por objetivo modificar el
artículo 200° y precisar los alcances de las garantías constitucionales del
Amparo y Hábeas Data.

Ley N.º 26472, del 9 de junio de 1995, que modificó el artículo 77° en lo


referido a la asignación de recursos del presupuesto del sector público y en
particular a los provenientes del canon.
1
9
Año 2000

Ley N.º 27365, del 4 de noviembre de 2000, que modificó el artículo 112° con la
finalidad de eliminar la reelección presidencial inmediata y al mismo tiempo
acortar la duración del mandato del Presidente, Vicepresidentes y Congresistas
de la República elegidos en las Elecciones Generales de 2000. Esta reforma
tuvo por objetivo dar una salida a la profunda crisis política generada en los
inicios del tercer periodo del Presidente Alberto Fujimori, acortándose el
mandato de las autoridades electas el año 2000 (incluido el mandato del propio
Fujimori) con la finalidad de permitir la formación de un gobierno de transición y
la celebración de nuevas elecciones generales el año 2001.

Año 2002

Ley N.º 27680, del 6 de marzo de 2002, que modificó el Capítulo XIV del Título
IV referido a la descentralización, definiendo las bases del actual proceso
de regionalización que se inició con la elección de los primeros gobiernos
regionales en noviembre de 2002.

Año 2004

Ley N.º 28389, del 16 de noviembre de 2004, que sirvió de base para reformar
el sistema pensionario vía la modificación de los artículos 11°, 103° y Primera
Disposición Final y Transitoria, incorporando a la Constitución la teoría de los
hechos cumplidos (con la única excepción de la materia penal cuando favorece
al reo) y cerrando definitivamente el régimen del Decreto Ley N° 20530,
conocido como "cédula viva".

Ley N.º 28390, del 16 de noviembre de 2004, que reformó los artículos 74° y
107° con el objeto de reconocer a los Gobiernos Regionales como órganos con
derecho de iniciativa legislativa y con capacidad de crear, modificar, suprimir o
exonerar contribuciones y tasas dentro de su jurisdicción y con los límites que
señala la ley.

Año 2005

Ley N.º 28480, del 29 de marzo de 2005, que modificó los artículos 31°, 103° y
34° con la finalidad permitir al personal de las Fuerzas Armadas sufragar en los
1
9
procesos electorales, teniendo como única limitación la imposibilidad de
postular a cargos de elección popular mientras no hubieran pasado a la
situación de retiro.

Ley N.º 28484, del 4 de abril de 2005, que modificó los artículos 87°, 91°, 92°,
96° y 101°, referidos a la regulación del sistema financiero y la
Superintendencia de Banca, Seguros y Administradoras Privadas de Fondos de
Pensiones, así como a ciertas restricciones para postular al cargo de
Congresista de la República.

Ley N.º 28607, del 3 de octubre de 2005, que modificó los artículos 91°, 191° y
194°, referidos a los requisitos para postular al Parlamento Nacional, y
disponiéndose además que el mandato de las autoridades regionales y
municipales sería en adelante revocable.

Año 2009

Ley N.º 29401, del 7 de setiembre de 2009, que modificó los artículos 80° y 81°
sobre la sustentación del presupuesto público y la Cuenta General de la
República, respectivamente. Se introdujo, como novedad, que los ministros
deben sustentar ante el Congreso los resultados y metas de la ejecución del
presupuesto del año anterior, así como los avances en la ejecución del
presupuesto en el año fiscal correspondiente.

Ley N.º 29402, del 7 de setiembre de 2009, que modificó el artículo 90°


incrementando el número de congresistas de 120 a 130. Como
consecuencia de esta reforma, se modificó la Ley Orgánica de Elecciones
creando el distrito electoral de Lima Provincias. A partir de dicho cambio,
el Perú cuenta con 26 distritos electorales.

Año 2015

Ley N.º 30305, del 9 de marzo de 2015, que modificó los artículos 191°, 194° y
203° con el objeto de prohibir la reelección inmediata de los Alcaldes y
Presidentes Regionales, disponiéndose además cambiar la denominación de
estos últimos por la de "Gobernadores Regionales", quienes tendrán ahora la
1
9
obligación de concurrir ante el Congreso de la República, bajo responsabilidad,
cuando éste lo requiera.

FORMA DE LA CONSTITUCIÓN POLÍTICA DEL PERÚ (1993-2016)

En la Carta Magna está establecido que la República del Perú es democrática,


social, independiente y soberana. Su gobierno es unitario, representativo y
organizado según el principio de separación de poderes es ejercido por
un estado unitario

1
9
ESTRUCTURA DEL CUERPO

Ollanta Humala, Presidente del Perú.

Palacio de Gobierno del Perú, sede del Poder Ejecutivo.


1
9
Palacio Legislativo de Lima.

Palacio de Justicia de Lima, sede de la Corte Suprema de la República.

NIVEL CENTRAL O NACIONAL

Está conformado por el Poder Ejecutivo, Legislativo, Judicial y los organismos


constitucionales autónomos.
1
9
PODER EJECUTIVO

Artículo principal: Poder Ejecutivo del Perú

El Poder ejecutivo es el encargado de ejercer el gobierno, hacer cumplir las


leyes e impulsar a la sociedad las políticas de Estado. Lo conforman:

LA PRESIDENCIA DE LA REPÚBLICA: 

Integrada por el Presidente de la República (quien es a su vez Jefe del


Estado y Jefe de Gobierno, y personifica a la Nación), el Despacho
Presidencial y los Vicepresidentes de la República.
1
9
EL CONSEJO DE MINISTROS DEL PERÚ:

Integrado por los Ministros de Estado y encabezado por el Presidente del


Consejo de Ministros. Además lo complementan el Secretario General de la
Presidencia del Consejo de Ministros y las Comisiones Intersectoriales, entre
las cuales, destacan las comisiones permanentes: La Comisión Interministerial
de Asuntos Económicos y Financieros (CIAEF) y La Comisión Interministerial
de Asuntos Sociales (CIAS).

La Presidencia del Consejo de Ministros responsable de la coordinación de las


políticas nacionales y sectoriales del Poder Ejecutivo. Coordina las relaciones
con los demás Poderes del Estado, los organismos constitucionales, gobiernos
regionales, gobiernos locales y la sociedad civil.

LOS MINISTERIOS:

Organismos del Poder Ejecutivo que comprenden uno o varios sectores


considerando su homogeneidad y finalidad. Son los siguientes:

Ministerio de Agricultura.

Ministerio de Comercio Exterior y Turismo.

Ministerio de Defensa.

Ministerio de Economía y Finanzas.

Ministerio de Educación.

Ministerio de Energía y Minas.

Ministerio del Interior.

Ministerio de Justicia.

Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables.

Ministerio de la Producción.

Ministerio de Relaciones Exteriores.


1
9
Ministerio de Salud.

Ministerio de Trabajo y Promoción del Empleo.

Ministerio de Transportes y Comunicaciones.

Ministerio de Vivienda, Saneamiento y Construcción.

Ministerio del Ambiente.

Ministerio de Cultura.

Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social.

LAS ENTIDADES PÚBLICAS DEL PODER EJECUTIVO:

Entidades desconcentradas del Poder Ejecutivo, con personería jurídica de


Derecho Público. Están adscritas a un ministerio y son de dos tipos:

ORGANISMOS PÚBLICOS EJECUTORES: Entidades públicas autónomas del


Poder Ejecutivo, con funciones específicas dentro de su ramo.

Academia Mayor de la Lengua Quechua.

Agencia de Promoción de la Inversión Privada.

Agencia peruana de Cooperación Internacional.

Archivo General de la Nación.

Biblioteca Nacional del Perú.

Centro de Formación en Turismo.

Comisión de Promoción del Perú para la Exportación y el Turismo.

Comisión Nacional para el Desarrollo y Vida sin Drogas.

Comisión Nacional de Investigación y Desarrollo Aeroespacial.

Consejo Nacional de Ciencias, Tecnología e Innovación Tecnológica.

Consejo Nacional de Integración de la Persona con Discapacidad.

Organismo Supervisor de Contrataciones del Estado.


1
9
Cuerpo General de Bomberos Voluntarios del Perú.

Dirección Nacional de Inteligencia.

Escuela Superior de Administración Pública.

Escuela Nacional de Marina Mercante.

Fondo de Desarrollo Pesquero.

Instituto de investigación de la Amazonía Peruana.

Instituto del Mar del Perú.

Instituto Geofísico del Perú.

Instituto Geográfico Nacional.

Instituto Nacional de Defensa Civil.

Instituto Nacional de Desarrollo.

Instituto Nacional de Desarrollo de los Pueblos Andinos, Amazónicos y


Afroamericanos.

Instituto Nacional de Enfermedades Neoplásicas.

Instituto Nacional de Innovación Agraria.

Instituto Nacional de Radio y Televisión del Perú.

Instituto Nacional de Salud.

Instituto Nacional Penitenciario.

Instituto Peruano de Energía Nuclear.

Instituto Peruano del Deporte.

Organismo de Formalización de la Propiedad Informal.

Servicio Aerofotográfico Nacional.

Servicio Nacional de Meteorología e Hidrología del Perú.


1
9
Servicio Nacional de Sanidad Agraria.

Superintendencia Nacional de Bienes Estatales.

ORGANISMOS PÚBLICOS ESPECIALIZADOS:

Tienen independencia para ejercer sus funciones con arreglo a su Ley de


Creación. Están adscritas a un ministerio.

Autoridad Nacional del Agua.

Autoridad Portuaria Nacional.

Centro Nacional de Planeamiento Estratégico.

Consejo Nacional del Ambiente.

Consejo Superior del Empleo Público.

Instituto del Mar del Perú.

Instituto Geológico, Minero y Metalúrgico.

Instituto Nacional de Defensa de la Competencia y de la Protección de la


Propiedad Intelectual.

Instituto Nacional de Estadística e Informática.

Instituto Nacional de Recursos Naturales.

Oficina de Normalización Previsional.

Superintendencia de Entidades Prestadoras de Salud.

Superintendencia del Mercado de Valores.

Superintendencia Nacional de los Registros Públicos.

Superintendencia Nacional de Aduanas y de Administración Tributaria.

ORGANISMOS SUPERVISORES
1
9
Son organismos encargados de regular y supervisar los mercados o garantizar
el adecuado de los mismos. Están adscritos a la Presidencia del Consejo de
Ministros:

Organismo Supervisor de la Inversión en Infraestructura de Transporte de Uso


Público – OSITRAN

Organismo Supervisor de la Inversión en Energía y Minería – OSINERGMIN

Organismo Supervisor de Inversión Privada en Telecomunicaciones –


OSIPTEL

Superintendencia Nacional de Servicios y Saneamiento –

SUNASS

El Poder Ejecutivo ha sido, por lo general, el promotor de las políticas


nacionales más importantes en las áreas como macroeconomía, políticas
sociales, de seguridad nacional y de reforma del Estado. Es el poder del
Estado quien tiende a tener la iniciativa para reformas.

PODER LEGISLATIVO: Congreso Nacional

1
9
1
9
ARTÍCULO PRINCIPAL: 

Congreso de la República del Perú.

El Poder Legislativo reside en el Congreso de la República, formado por una


sola cámara de 130 miembros actualmente que son congresistas elegidos por
sufragio directo y en distrito múltiple proporcionalmente a la población de cada
Región. El Congreso de la República se renueva en su integridad cada cinco
años. Las fechas de inicio y término de un periodo constitucional son las
mismas que rigen para el periodo constitucional presidencial.

PODER JUDICIAL.

1
9
La función judicial es realizada por el Poder Judicial, encabezado por la Corte
Suprema de la República que tiene competencia en todo el territorio.

Es el órgano encargado de administrar justicia. El segundo nivel jerárquico lo


forman las Cortes Superiores con competencia en todo un Distrito Judicial.

El tercer nivel es formado por los Juzgados de Primera Instancia cuya


competencia es, aproximadamente, provincial.

Finalmente, se encuentran los Juzgados de Paz, con competencia distrital.

ORGANISMOS CONSTITUCIONALES AUTÓNOMOS.

La Constitución política, para la salvaguardia del estado de derecho y la mayor


eficiencia en la ejecución de algunas labores, ha constituido algunos
organismos autónomos, que no dependen de ninguno de los poderes del
Estado:

Jurado Nacional de Elecciones.

Oficina Nacional de Procesos Electorales.

Registro Nacional de Identificación y Estado Civil.

Tribunal Constitucional.

Ministerio Público.

Consejo Nacional de la Magistratura.

Banco Central de Reserva del Perú.

Contraloría General de la República.

Defensoría del Pueblo.

Superintendencia de Banca y Seguros del Perú.


1
9
CONCLUSIONES

CONSTITUCIÓN SE DEBE CAMBIAR POR RAZONES POLÍTICAS Y

MORALES

El constitucionalista Francisco Eguiguren y aporta con sus opiniones y señala


que por razones políticas y morales, la carta del 93 debe ser cambiada por un
nuevo texto.

[ CITATION lac11 \l 10250 ]

El constitucionalista refuta los argumentos de quienes no quieren tocar la


constitución fuijimorista. El verdadero riesgo autoritario y dictatorial está en el
fujimorismo.

[ CITATION Egu11 \l 10250 ]

¿Si se cambia la constitución actual se debe volver a la del 79


necesariamente?

No. Esa postura se sostuvo e incluso era parte de la propuesta del Apra.
Decían que porque era una constitución firmada por Víctor Raúl Haya de la
Torre, una Constitución más progresista, más plural. Fue una de las tantas
cosas que García cambio de la campaña, cuando llego al gobierno. El punto es
que hay que mirar al futuro. Yo creo que quienes han planteado en su
momento volver a la Constitución del 79 lo hicieron como un gesto simbólico,
pero momentánea. Era volver a la del 79, pero actualizarla, porque la realidad
de país y del mundo ha seguido cambiando, treinta años después hay nuevos
derechos, nuevas realidades económicas, internacionales. La carta del 79 es
un muy buen documento de base para actualizarlo y perfeccionarlo. Pero de lo
que se trata es de tener una nueva constitución que se nutra de lo mejor de la
carta del 79 de lo bueno que pueda haber en la del 93, pero que se haga una
constitución mejor para ahora y para 20 o 30 años más, y que sea producto de
un acuerdo y consenso que no tuvo la del 93
1
9
¿Es viable y posible un cambio constitucional?, ¿o es un sacrilegio como
sostienen algunos?
No, claro que no es un sacrílego. Plantear una reforma (constitucional) siempre
es posible, sea total o parcial, y en el caso de la Carta del 93 yo estoy entre
quienes siempre han creído que hay razones políticas y morales para
cambiarla. Es una Constitución que estuvo muy ligada al golpe de Estado de
Fujimori, además es una Constitución hecha para quedarse. La Constitución
del 79, fue hecha cuando el gobierno militar ya se iba, porque en el 80’ se fue.
Es una diferencia importante. 

Para entender bien, la Constitución del 79 fue una Constitución de


transición hacia la vía democrática 
Fue una Constitución de transición porque era un gobierno militar que ya
estaba de salida y de caída, se vio forzado a convocar el proceso. Me voy, pero
previamente dejo una Constitución. Pero, en cambio, la Carta del 93 viene
inmediatamente después del golpe del 92, es una Constitución para quedarse,
porque tiene como una las partes fuertes por ejemplo el tema de la reelección
inmediata. Me parece muy mal que 18 años después sigamos viviendo con la
misma Constitución. Fue hecha por un Congreso Constituyente donde el
fujimorismo tenía mayoría absoluta. Es decir, sin necesidad de acordar nada
con nadie pudo y podía poner en la Constitución lo que quisiera. 

-Y lo hizo. 
Lo hizo efectivamente, y reflejaba demasiado una coyuntura política que no es
la actual del país y lo que ha venido después. Hay una razón política para
adecuar la Constitución a la correlación de fuerzas, la representación, los
nuevos cambios que ha vivido el país. Entonces, no se le puede cerrar el
camino. Lo que muchos objetan, dicen: es que no se puede llamar a una
Asamblea Constituyente, la única forma de reformarla total o parcial es en el
Congreso. Bueno, ¿y qué pasa cuando en el Congreso no se consiguen los
dos tercios de los votos? Eso qué quiere decir, que si la mayoría del pueblo
quiere darse una nueva Constitución , ¿va a estar impedida porque no tiene
1
9
dos tercios de los votos en el Congreso?, Entonces la Asamblea Constituyente
del 79 y el Congreso Constitituyente del 93 eran técnicamente
inconstitucionales y nadie los discute. Lo que creo que no sería admisible que
se violente el orden constitucional para realizar una reforma. 

-Esa es precisamente lo que se cuestiona a la propuesta de Gana Perú,


que implica una ruptura del orden constitucional 
-Bueno, hay dos caminos, uno es, sin tocar nada, es decir aplicar el artículo
206 de la Constitución que permite una reforma total o parcial aprobada en el
Congreso, en dos legislaturas, por dos tercios de los votos de los congresistas,
fórmula que políticamente parece inviable. El camino dos que prevé el propio
artículo constitucional: lo aprueba una mayoría calificada y va a un referéndum
popular. Fórmula que tal vez podría ser, y que depende simplemente de que
haya una mayoría y tener los votos para hacerlo. Ahora, ¿qué pasa si esa
puerta está cerrada? Es decir una mayoría de fuerzas políticas en el
parlamento se opone a ello, ¿todo está perdido?. Yo sostengo que nadie puede
negar el derecho de un pueblo a darse una nueva Constitución, porque eso se
llama el poder constituyente originario y es la base del derecho constitucional
de primer grado, y quien no sabe eso es un animal. Qué pasa por ejemplo si un
grupo de ciudadanos, en el número exigido por la ley y la Constitución reúne
las firmas…

-Como los fonavistas


-Igual que los fonavistas, y dice: quiero llevar a referéndum popular una
propuesta de norma que diga lo siguiente: se aprueba reformar o dejar de lado
la Constitución del 93 y redactar una nueva Constitución, elaborada por una
Asamblea Constituyente. Si se juntan las firmas y se lleva a una consulta
popular y mayoritariamente el pueblo, así como dijo devuélvanle a los
fonavistas y nadie lo discute, dice: quiero una nueva Constitución, no cabría
otra que se apruebe esa ley en referéndum y que se convoque a una asamblea
constituyente. Claro que habría otro camino también, reformar el artículo 206
de la Constitución e instituir la Asamblea Constituyente como posibilidad para
la reforma total. 
1
9
-Pero eso también requeriría la mayoría calificada en el Congreso.
-Así es, por eso yo creo que desde el punto de vista doctrinario, conceptual, del
derecho constitucional, no se puede cerrar esa posibilidad. Porque además la
Constitución dice que se puede llevar a referéndum la reforma total o parcial de
la Constitución. Si no, sólo el Congreso podría reformar la Constitución y eso
es inaceptable. Yo sé que la fórmula de la Asamblea Constituyente no está
escrita en la Constitución, pero tampoco estaba en la del 79’ ni en la anterior.
Pero si se hace a través de esta consulta, de un referéndum, que es una
iniciativa ciudadana y si la mayoría del pueblo dice que no, allí acabó la
historia. Pero si dice que sí, quién le puede negar el derecho al pueblo a darse
una nueva Constitución a través de un órgano como una Asamblea
Constituyente. 

-Algunos ven un riesgo totalitario en la propuesta de Gana Perú para


cambiar la Constitución, una reelección al estilo Chávez. ¿Se pueden
establecer candados para disminuir este riesgo?
-Ese es el ejemplo que se quiere dar, pero hay que distinguir varias cosas. Un
camino constitucional y un camino no constitucional. Es decir, de Fujimori nadie
lo pensaba y terminó siendo un golpista. Más sospechas de autoritarismo y
golpismo provienen del fujimorismo y varios congresistas y postulantes al
nuevo Congreso participaron del régimen de facto y allí están vivitos y
coleando. Ahora, en el caso de Venezuela y Ecuador, no así en Bolivia que
tiene un largo proceso de reforma constitucional, las situaciones eran,
políticamente, totalmente diferentes. Hugo Chávez ganó limpiamente las
primeras elecciones porque el sistema político y los partidos estaban en la
ruina, tenía un amplio respaldo político y por eso pudo hacer lo que quiso.
Como Fujimori, que dio un golpe de Estado, cerró el Congreso, acabó con la
Constitución y la mayoría de los peruanos lo respaldaba y por eso hizo todo lo
que quiso, durante algunos años. No miremos a otros países. Si Ollanta
Humala quiere repetir un esquema fujimorista, golpista, de convocar a una
constituyente con un procedimiento que viola la Constitución tendría que ser
condenado. Pero la composición política peruana hoy del Congreso, las fuerzas
políticas, el Tribunal Constitucional, no le va a permitir eso. 
1
9
-¿Qué riesgos conlleva para el país mantener por más tiempo esta
Constitución?
-De nuevo, también en la política y en lo jurídico hay que tener una lógica de lo
posible; en la política de lo políticamente posible y en lo jurídico de lo que se
puede hacer dentro del marco constitucional. No es lo que uno quisiera hacer
abstractamente. Es evidente que en la actual situación no es factible, de
acuerdo a las características del desarrollo mundial y la globalización, pensar
en esquemas cerrados al exterior, totalmente estatistas. Eso no lleva a ningún
sitio y por eso nadie lo plantea. 

-¿Eso implica volver a la Constitución del 79’?


-No. La Constitución del 79 tenía un modelo pluralista que permitía que dentro
de ella quepan un margen importante de opciones políticas que podían pisar
más el acelerador o el freno sobre alguna intervención mayor o menor del
Estado. Lo que pasa es que la Constitución del 93 que en lo económico es
fundamentalistamente neoliberal, cierra toda posibilidad, porque le asigna al
Estado un rol absolutamente subsidiario, le condiciona la posibilidad de que
intervenga en la actividad económica, lo cual es un tema de dogmas. Frente al
dogma de los estatistas, que no tiene sentido compartir hoy en día, hay que
recusar también el dogma de los neoliberales fundamentalistas que también
tienen el dogma del mercado que nunca satisface a los pobres, no acaba con la
pobreza y sólo privilegia a los más fuertes. 

-Alguien ha llegado a decir inclusive que la bonanza económica actual es


producto de esta Constitución del 93.
-Bueno, en Chile siguen discutiendo, a pesar de los años que han pasado del
régimen de Pinochet, si toda la prosperidad económica de Chile se la deben a
Pinochet y a su Constitución. La Constitución de Chile ha tenido un conjunto de
modificaciones y la Concertación y otros gobiernos han gobernado más de dos
décadas y allí ha venido el crecimiento económico. El mayor crecimiento se
viene dando en democracia. 
1
9
-¿Esta búsqueda de consensos que está desarrollando Gana Perú lo están
llevando a aceptar que hará sólo retoques a la Constitución fujimorista?
-Yo creo que hay sectores que no quieren que se toque nada. Porque tienen
miedo de que, abriendo la puerta, se revise lo que más les preocupa que es el
régimen económico. A veces hay cierta miopía política y se paga. Porque es
una miopía política no darse cuenta que se necesita por razones políticas y
morales una nueva Constitución para tener 20 o 30 años tranquilos de
democracia y, en el plano económico, revisar sus inequidades, sus
deficiencias, sus carencias para vivir en un país más tranquilo. Dicen que si se
reforma la Constitución vamos a espantar la inversión. 

-Lo acaba de decir el presidente de la Confiep: peligran las inversiones. 


-Eso es un cuento. Porque aún con cambios todavía sigue siendo ganancia
permanecer en el país. Pero yo le digo, ¿qué pone más en riesgo la inversión?,
¿mantener unas normas formales que supuestamente les ofrecen el cielo y la
tierra y que nada va a cambiar, con un mensaje del siglo XIX que es
insostenible políticamente hoy? ¿Y al otro lado tenemos conflictos sociales a
cada rato que paralizan la posibilidad de desarrollar un proyecto minero o
energético y que al final hacen fracasar esa inversión? ¿Qué espanta más a la
inversión? ¿La irresponsabilidad política de quienes quieren subastar el país a
precio vil y a veces con corrupción o la mejor estabilidad y seguridad que se
puede ofrecer a la inversión con reglas claras pero que además generan paz
social?. 

[ CITATION Egu11 \l 10250 ]


1
9
BIBLIOGRAFÍA

Basadre, J. (1998). Historia de la republica del Peru. Ciudad de Chile:


Universidad Ricardo Palma.

Belaunde, D. G. (2012). Constituciones del Peru. Lima.

Eguiguren, F. (17 de abril de 2011). constitucion se debe cambiar por razones


politicas y morales . Diario La Primera.

https://es.wikipedia.org/wiki/Constituci%C3%B3n_Pol%C3%ADtica_del_Per
%C3%BA_de_1839. (s.f.).

la constitución se debe cambiar por razanes políticas y morales . (17 de abril de


2011). DIARIO LA PRIMERA , págs. 3-4.

Vargas, U. (1991). Historia del Peru. Lima: Carlos Billa Batre.

1
9
1
9