Está en la página 1de 8

¿Por qué debemos Atender a los Muertos?

Explicar de manera sencilla y a la luz de los avances la importancia de rendirle tributo


(Moforibale) a los muertos
Este artículo va dirigido a todo público, tanto a la comunidad de Ifa, ampliamente
familiarizada con el concepto de Atención a Eggun, como a los desconocedores y más aún
a los escépticos, para mostrarles la importancia de Rendirle Moforibale a los muertos, lo
cual podría sin lugar a dudas, resolver muchos de sus problemas cotidianos, haciendo más
feliz, tranquila y plena su existencia. Nuestra meta es explicar de manera sencilla y a la luz
de los avances alcanzados hasta el Siglo XXI, en la medida de lo posible, cómo es que esa
energía llamada “Eggun” nos influencia, ya sea positiva o negativamente, en todos los
aspectos de la vida, tal como lo veremos más adelante.
En el sistema de Ifa, la Atención a los Ancestros es una práctica crucial, ya que
primordialmente honramos la memoria de los antepasados ​que conocemos, los cuales
pertenecen a nuestro Cuadro Espiritual, bien por vía biológica o bien porque pertenecen al
mismo linaje de Ifa del que formamos parte, cuya guía nos acompaña a lo largo de nuestra
vida. Idealmente, deberíamos averiguar las últimas cinco a siete generaciones que nos
preceden, para atenderlos y propiciarlos debidamente. Esto es lo que abarca, en principio,
el concepto de Eggun, esto es lo que llamamos “El Muerto”, que no es considerado un
Orisha como tal, ya que no va a la cabeza de nadie, por lo que es tratado como
representación de los ancestros. Por otra parte, Egúngún es un Irunmole (manifestaciones
del poder de la naturaleza representadas en el Panteón Yoruba) hermano menor de Òrun
(señor y rey de los muertos), que tiene la misión de enseñar a los seres humanos cómo: (a)
adorar a sus ancestros o difuntos, y (b) conseguir con su apoyo favores para que nuestro
tránsito por la tierra sea más dócil y placentero. Egúngún es una energía que canaliza y
comunica a los Omo Eniyan (humanos) con sus ancestros paternos y maternos. Egúngún
teje los hilos invisibles de Ayé (el reino físico de los vivos) y Òrun (el reino espiritual que
llamamos hogar), permitiendo que el conocimiento ancestral se transmita a su conciencia y
lo ayude a navegar los desafíos de su destino, y, a su vez, que la sabiduría acumulada por
sus propias experiencias únicas en el Ayé, sea enviada de vuelta a la conciencia colectiva.
Existe un dicho Yorùbá que reza: “Ayé l’ọjà, ọ̀run n’ilé” (El mundo es un mercado que
visitamos brevemente, el otro mundo es el hogar).
La Atención a los Ancestros, es una práctica universal de todas las culturas, la cual está
basada en la creencia de que los miembros de la familia que han muerto, tienen una nueva
existencia, se interesan por los asuntos de la vida humana y poseen la habilidad de influir
en la suerte de los vivos. Todas las culturas le dan un significado ritual a la muerte de los
seres queridos, siendo la meta asegurar el bienestar en su nueva existencia, para propiciar
su buena disposición hacia los vivos y, a veces, pedir algún tipo de favor o ayuda. Citemos
algunos ejemplos: (a) EGIPTO: El Libro de los muertos es el nombre moderno de un texto
funerario del Antiguo Egipto que se utilizó desde el comienzo del Imperio Nuevo (hacia el
1550 a. C. hasta el 50 a. C. ); (b) INDIA: En la actualidad y desde la época védica (entre el
año 1500 a. C. y el año 500 a. C.), los hindúes realizan ceremonias rituales śraddhá, donde
ofrecen oblaciones (pinda) -en forma de pasteles de trigo o arroz- a sus antepasados,
llamados en sánscrito pitrís; (c) ESTADOS UNIDOS Y CANADÁ: En los países de origen
británico se celebraba una fiesta de otoño llamada Samhain Celta (1200-400 a. C.), que dio
origen al Halloween en Estados Unidos y Canadá; (d) JAPÓN: El O-Bon o simplemente
Bon, es una festividad japonesa de tradición semirreligiosa que honra a los espíritus de sus
antepasados (celebrado desde hace 500 años); y (e) AMÉRICA LATINA: Cuando llegaron
los españoles en el siglo XVI (1501-1600), trajeron sus propias celebraciones del Día de los
Muertos cristianas y europeas. Al convertir a los nativos del nuevo mundo se dio lugar a un
sincretismo que mezcló las tradiciones europeas y prehispánicas, haciendo coincidir las
festividades católicas del Día de Todos los Santos y Todas las Almas con festivales
similares de la región, creándose con el paso del tiempo el actual Día de los Muertos.
TIPOS DE EGGUN
Es difícil definir los tipos de desencarnados, sin embargo, podemos intentar una
clasificación inicial: (a) EGGUN NI ARONU: Espíritus muy elevados de mucha luz; (b)
EGGUN MERINLAYE: Son los espíritus de los cuatro puntos cardinales; (c) EGUN SHEBO:
Espíritus protectores de la persona, que están con uno desde el nacimiento, pero también
espíritus que se adquieren a lo largo de la vida, que llegan unos por simpatía, otros son
adquiridos por tratados que se efectúen con ellos, otros por amistad o por familiaridad etc.;
(d) EGGUN ARA: Son espíritus que tienen consanguinidad con uno; pueden ser abuelos,
bisabuelos, tatarabuelos, padre, madre, hijo, hermano, ancestros con quienes guardamos
consanguinidad; (e) EGGUN ORE: Son espíritus de amistades o conocidos de uno que
pueden hacer presencia en momentos determinados; (f) EGGUN ORI: Es el espíritu que
guía el pensamiento de la persona, y corresponde al que está fungiendo en esos instantes
como guía espiritual o líder momentáneo del resto de espíritus protectores que se tiene; (g)
EGGUN EPIN: Es el espíritu familiar o consanguíneo que hace de líder o guía del resto de
los espíritus familiares; (h) EGGUN NI INLE: Son los espíritus que viven en una casa y son
por lo tanto, espíritus del lugar donde permanecen, si no crean perturbaciones son
protectores del sitio en alguna forma, si por el contrario son perturbadores, nos obliga a
determinar que se hace para sacarlos; (i) EGGUN IGONDO: Son espíritus protectores de la
persona que están atrasados y necesitan atenciones espirituales; (j) EGGUN BURUKU: Son
los espíritus oscuros enviados.
RELACIÓN ENTRE “MUERTOS OSCUROS” (ESPÍRITUS OBSESORES) Y
ENFERMEDADES, ADICCIONES, DIVORCIOS, PÉRDIDAS, ABERRACIONES, MALA
SUERTE, ESTANCAMIENTO, ETC.
Estamos rodeados de espíritus, pero no todos ellos son buenos, ya que también los
tenemos malos, conocidos como “Muertos Oscuros”, que también son parte integral del
Cuadro Espiritual, el cual existe en su totalidad para ayudarnos de diversas maneras, para
bien y para mal; ya que aunque uno de los fundamentos de Ifa es “No iniciar mal contra
nadie”, es nuestra obligación defendernos de los malintencionados ataques espirituales de
otras personas. Es importante destacar que una gran parte de los problemas que confrontan
las personas, provienen de problemas o trastornos espirituales, y, consecuentemente, un
buen número de afectaciones espirituales se reflejan como enfermedades, físicas o
mentales, ante las cuales ni la medicina ni la psicología ni la psiquiatría, parecieran ser
efectivas. No necesariamente estas afectaciones provienen de la acción dañina de un
tercero, ya que otras tantas veces son producto del propio Cuadro Espiritual dado a la
persona por Olodumare (principio generador del universo), por lo que la generalidad de las
veces muchos Babalawos, resultan también ineficaces en resolver estos casos, puesto que
cuando consultan a la persona al pie de Orunmila, al ver un Odu (Signo) donde aparecen
muertos oscuros, tales como Osa Meyi, Iwory Koso, Ogbe Iroso, Otura She, Odi Trupon,
Oyekun Osa, Iroso She, Ogbe Odi, Ogunda Ogbe, Odi Roso, Osalo Fobeyo, Osa Di, Ika
Bara, Otrupon Meyi, Otura Irete, Ofun Meyi y Iwory Bogbe, por citar algunos ejemplos, lo
primero que hacen es marcar Paraldo u Oparaldo (despojo o exorcismo) ya que asumen de
manera preconcebida, que ese Eggun es una “Enviación” de un tercero, por lo que no
indagan lo suficiente como para determinar con exactitud, si en efecto se trata de un Eggun
Obsesor Enviado para hacerle daño al cliente o si se trata de un Eggun Obsesor de su
propio Cuadro Espiritual, que está pidiendo atención; ya que inclusive puede suceder que
hasta un Eggun de Luz “moleste” a una persona, ya que trata de decirte algo importante, y
la única forma que encuentra de llamar su atención, es precisamente perturbándola. El
motivo de que esto suceda, es que a esos espíritus que no han evolucionado, debemos
encargarnos personalmente de darles luz y elevación, para así aclarar y alinear nuestro
Cuadro Espiritual.
SÍNTOMAS DE LA IRRADIACIÓN NEGATIVA DE UN MUERTO OSCURO
Puede suceder que las cosas en su vida comiencen a desmoronarse sin causa lógica, y tal
vez Usted piense que “es el destino” o que se trata de una racha de “mala suerte”, pero
permítanos decirle que existen fuerzas ocultas que están actuando en su vida, cuyos
efectos se acumulan y acentúan con el tiempo. Tal vez alguna área particular de su vida
esté repentinamente fuera de contexto, o no puede conservar un trabajo por mucho tiempo,
o ha tenido una relación amorosa tras otra sin éxito y sin saber por qué no llega a consolidar
alguna. Posiblemente sufra de dolor de cabeza recurrente e inexplicable, náuseas, y
letargo, o tenga algún extraño problema de salud que parece nunca sanar, que se haya
convertido en crónico, a pesar de seguir los consejos de su médico. A lo mejor las personas
de su entorno, inexplicablemente reaccionan de mala manera ante su presencia; o pierde
amigos o se disgusta con parientes en forma reiterada, experimentando sentimientos de
abandono y aislamiento. Quizás Usted se siente como un extraño en su propia vida, ya que
no consigue mejorar sus circunstancias, a pesar de los grandes esfuerzos que pueda
realizar. Permítanos informarle que además de éstos, son numerosos los síntomas que se
experimentan cuando se tiene un muerto oscuro. Pero allí no termina la lista, ya que existen
otros padecimientos derivados de la irradiación negativa de los muertos oscuros: Dolor y
calor intenso en la espalda; le cuesta conciliar el sueño y/o sufre de insomnio; después de
dormir, siente igual o mayor agotamiento; anda de mal humor casi todo el día, ya que todo
le causa irritación, sobre todo la alegría y felicidad de otros; se siente lento, perdido,
ausente, emanando una energía que perturba; le cae mal a mucha de la gente con la que
interactúa; tiene problemas para pensar; comete errores sin sentido; no recuerda donde
deja las cosas; reaparecen malos hábitos y enfermedades ya superadas; siente que le
tocan el pelo; siente que algo le acompaña cuando se ducha; cuando cree que comienza a
superarse, sus asuntos se vienen a pique. Acaso en la búsqueda de una solución, Usted
haya ingresado a una religión determinada, persistiendo sin embargo el problema, y por no
nadar contra la corriente Usted ahora asume que se trata de un “castigo de lo alto”.
Probablemente Usted lleva tiempo asistiendo a terapia psicológica o psiquiátrica, sin llegar a
resolver su problema, sino más bien adaptándose a “vivir con eso”.
MUERTOS OSCUROS DEL CUADRO ESPIRITUAL
En estos casos, cuando el Babalawo le hace Paraldo a la persona afectada, el resultado
final es que el Espíritu Obsesor se aparta por un tiempo, para retornar y manifestarse
nuevamente inclusive con mayor ímpetu; proceso éste que puede repetirse incontables
veces, hasta que el Babalawo se declare incompetente y termine concluyendo que ese
Eggun Obsesor es muy difícil quitártelo a la persona, precisamente porque aparece una y
otra vez, pudiendo esto suceder durante muchos años, mientras la persona va a diferentes
partes buscando solución sin encontrarla. La razón de ser de esta situación, es que el
Cuadro Espiritual de cada cual es dado por Olodumare (Principio Generador), y ninguna de
las entidades que Olodumare nos dio en el cielo, nos puede ser arrebatada, inclusive los
Eggun Oscuros o espíritus obsesores, puesto que siempre nos acompañarán toda la vida.
Es por ello que al hacerle Paraldo a la persona afectada por un Eggun Obsesor, le están
afectando directamente su propio Cuadro Espiritual, y, por ende, le estarán haciendo más
daño que bien, puesto que el Eggun Obsesor perturbará cada vez más y en mayor escala a
la persona, ya sea agravando una enfermedad, arreciando una adicción, acentuando una
aberración, incrementando su mala suerte, provocándole estancamiento, divorcios,
pérdidas, etc., precisamente para que continúe buscando una solución a sus problemas,
puesto que la persona no sabe que la mayoría de los mismos, por no decir todos, están
siendo causados, por la influencia de un Eggun Obsesor de su propio Cuadro Espiritual. Por
todo lo anteriormente expuesto, es por lo que el Babalawo está en la obligación de revisar e
investigar exhaustivamente estos casos, que se presentan con una frecuencia inusitada.
Particularmente podemos citar dos casos emblemáticos que hemos tratado, en el primer
caso llamaremos a la persona Bob, para proteger su identidad, quien estuvo bajo la
influencia de un Eggun Obsesor de su Cuadro Espiritual desde los nueve años de edad, y
buscando una solución esta persona pasó por varias religiones, en su edad adulta entró en
fraternidades secretas, recurrió a espiritistas; cuando tenía 40 años de edad se consultó con
un Babalawo, recibió Mano de Orula (Awo Fakan), le realizaron varios paraldos sin
resultado positivo, recurrió a distintos Babalawos, le realizaron más paraldos, sin llegar a
encontrar la solución a sus problemas; le aseguraron que Coronando su Osha Agbatorí
(Ángel de la Guarda) resolvería definitivamente su situación; lo cierto es que durante la
noche de la fecha de dicha ceremonia, el Eggun Obsesor se le manifestó con mayor fuerza
mientras dormía en el trono de coronación, lo cual lo descorazonó y preocupó aún más. El
problema persistía, mientras que Bob aprendió a vivir con eso, ya que durante toda su vida
se sobrepuso con mucha determinación logrando hacerse un profesional destacado, se
casó, tuvo hijos; hasta que en determinado momento todo lo que había logrado se vino al
suelo, lo agarró una racha de mala suerte, provocándole estancamiento, se divorció, sufrió
muchas pérdidas, etc. En un punto determinado, se deshizo de todas las consagraciones
que había recibido, y de las que habían recibido sus hijos, ya que también fue estafado por
algunos farsantes de Ifa. Cuento largo – historia corta, con mucha determinación y voluntad
se sobrepuso, y a sus 55 años Bob retomó su fe, recuperó todas sus consagraciones y
finalmente fue iniciado en Ifa, convencido de que estudiando Ifa afanosamente encontraría
la solución a sus problemas, como en efecto resultó ser, ya que mediante un estudio
exhaustivo de la Matriz Energética que Orunmila le dio en su consagración de Ifa, es decir,
todos los Odu Ifa (Signos del Corpus Ifa) de su Itá (consejos de Orunmila) se determinó que
la causa de los problemas que Bob había sufrido durante casi toda su vida, era un Eggun
Obsesor de su propio Cuadro Espiritual, el cual deseaba que se le diera posición para así
dejar de atormentarlo, por lo cual fue debidamente canalizado, así como también fue
debidamente aclarado y alineado su Cuadro Espiritual.
Otro caso emblemático que hemos tratado es el de una joven a quien llamaremos Edna,
para proteger su identidad, quien estuvo bajo la influencia de un Egun Obsesor de su
Cuadro Espiritual desde los seis años de edad, cuya irradiación en su peor manifestación la
condujo al consumo de drogas desde los 15 años de edad, a pesar de haber recibido una
buena educación en su hogar y de ser una joven muy inteligente. Edna había recibido Mano
de Orula (ikofa) a los ocho años de edad, sin embargo en su Itá (Consejos de Orunmila) no
se determinó esta situación, sino que más bien se le traumatizó pronosticándole que jamás
tendría hijos. Este Eggun Obsesor la condujo a una vida libertina, de excesos de alcohol y
drogas, convirtiéndose en el dolor de cabeza de su familia, la cual sufría mucho por tal
situación. A sus 21 años a Edna se le realizó un estudio exhaustivo de la Matriz Energética
de su Mano de Orula, concluyéndose que la causa de sus problemas era un Eggun Obsesor
de su propio Cuadro Espiritual, el cual deseaba que se le diera posición para así dejar de
atormentarla, por lo cual fue debidamente canalizado, así como también fue debidamente
aclarado y alineado su Cuadro Espiritual. Hoy día Edna ya no consume drogas, por no
sentir esa necesidad apremiante que la conllevaba a ello, debido a la influencia del Eggun
Obsesor; por otra parte, ha Coronado su Osha Agbatorí y se encuentra feliz y contenta, libre
de esa pesada carga que sufrió durante tantos años de su existencia.
MUERTOS OSCUROS ENVIADOS
Es muy importante evitar descuidos en la atención de las deidades (Osha-Orisha), además
de seguir y cumplir los consejos que éstos nos dan, así como también los consejos de Ifa,
cumplir con los Ebó (sacrificios) recomendados, cumplir con la observancia de Eewó
(Tabúes), es decir, no hacer lo que está prohibido y hacer lo que por mandato se debe
hacer; puesto que de lo contrario la persona cae en Osogbo (desbalance energético) y,
mientras permanezca en esa situación, dicho Osogbo empeora. Esto puede conllevar a los
terceros que tratan de hacer daño, a aprovechar estas circunstancias para pedirle permiso
al Ángel de la Guarda o Eggun Protector del afectado, para que acepte que el Ogú (daño o
hechicería) recaiga sobre éste. La razón de ser de esta paradoja, es que el Ángel de la
Guarda o Eggun protector no está en buenos términos con el afectado, por lo que mediante
la manipulación de esos terceros, permiten que esto ocurra, como remedio extremo, para
que de alguna manera recapacite ante la mala situación que esté pasando, y entienda que
se debe al incumplimiento de alguno de los aspectos arriba señalados.
MUERTOS OSCUROS QUE NO SON DEL CUADRO ESPIRITUAL, NI TAMPOCO SON
ENVIADOS POR TERCEROS
Los Eggun Obsesores son peligrosos, ya que se desenvuelven en planos espacio-tiempo de
muy baja vibración, razón por la cual es fácil pactar con ellos para encomendarles trabajos
oscuros o negativos. No obstante, este tipo de muertos no siempre están esperando a ser
invocados con tal fin, ya que pueden ir y venir a su antojo, o también pueden optar por
perturbar a una persona por cuenta propia. Es decir, que mientras no evolucionen o se les
dé luz y elevación, pueden asumir actitudes posesivas cuando una persona les gusta,
precisamente por tener esa movilidad. Esto se hace patente en el Odu Ifa Oyekun Juani, el
cual señala que “si la persona siente un cosquilleo extraño en el cuerpo, es la acción de un
Eggun que lo perturba”, así como también en el Odu Ifa Irete Unfa, en el que “hay que tener
cuidado con un espíritu que puede hacer que usted pierda el cerebro”, no sin antes
mencionar que el Odu Ifa Ogbe She habla de un “Eggun que le roba la suerte a la persona”.
Un Eggun puede obsesionarse con una persona por su evolución espiritual, posesión de un
don, la luz de su alma o el brillo del aura, su belleza física, o por el contrario, debido a la
debilidad de su carácter, vida solitaria o algún vicio que facilite su manipulación. El Odu Ifa
Irete Unfa lo reitera cuando señala que “hay un espíritu que está enamorado(a) de usted y
cuando usted se sienta, éste se para delante de usted a contemplar”.
¿TIENE TODO ESTO ALGÚN ASIDERO CIENTÍFICO?
La filosofía hermética (alrededor del siglo II d. C.), explica que la verdadera naturaleza del
universo es mental, sin embargo, esto no cambia la concepción científica del universo, la
vida o la evolución, no obstante, muchos avances científicos corroboran las enseñanzas
herméticas.
La mecánica cuántica, surgida tímidamente a inicios del siglo xx, es la ciencia que estudia
las características y el comportamiento de las partículas atómicas y subatómicas; junto con
la teoría de la relatividad, compone lo que hoy en día llamamos física moderna. Surgió
como una rama diferente a la física en el año 1.922, a partir de la teoría cuántica expuesta
por el físico alemán Max Planck (1858-1947), que afirma que la luz se propaga en paquetes
de energía o fotones, siendo la energía de cada fotón proporcional a la frecuencia del
mismo. El físico Albert Einstein, además de postular que la velocidad de la luz en el vacío es
una constante fundamental de la naturaleza, y no así el espacio-tiempo, absorbe la idea de
Planck. De manera general, llega a la conclusión de que la luz es una partícula que también
se comporta como una onda. Esta dualidad onda-partícula es precisamente, una de las
propiedades fundamentales de la naturaleza a nivel atómico estudiada por la mecánica
cuántica, llamada también física cuántica.
Los conceptos, descubrimientos y avances de la física cuántica, son utilizados por otras
disciplinas científicas, expandiendo las fronteras fijadas por las posturas clásicas; por
ejemplo, en la sociología, la física cuántica arroja una nueva visión de los procesos sociales;
actualmente se habla de “Mente Cuántica”; así como también se habla de Biología
Cuántica, ya que la fotosíntesis es el proceso de la naturaleza que más se ha podido
relacionar con la física cuántica. Esto nos plantea todo un mundo por descubrir, al punto de
que la Fundación Europea de la Ciencia puso en marcha su Programa FARQUEST, con el
objetivo de crear una estructura de investigación cuántica a nivel europeo en la que la
biología cuántica juega un papel muy importante. Por otra parte, la Agencia de Proyectos de
Investigación Avanzados del Departamento de Defensa de Estados Unidos (DARPA),
estableció una Red Nacional de Biología Cuántica en 2010, no sin antes mencionar que
iniciativas similares están surgiendo en una gran cantidad de países que van desde
Alemania a India.
Esto nos plantea un gran reto a los Babalawos, en un mundo donde los descubrimientos y
desarrollos científicos y tecnológicos son avasallantes, debido a la rapidez con que se
producen; sin embargo, como ya hemos señalado, esto no resuelve los grandes problemas
de la humanidad que, como hemos visto, tienen un origen espiritual, por cuanto somos
espíritus viviendo experiencias terrenales (“Ayé l’ọjà, ọ̀run n’ilé”). Vivimos en un mundo
donde el constante bombardeo mediático es enloquecedor, donde el escepticismo impera,
ya que el ser humano no sabe o no encuentra en qué ni en quién creer; puesto que
pareciera que todas las posturas filosóficas, políticas y credos religiosos se han agotado.
Nuestro juramento de ayudar a salvar a la humanidad, cada día se hace más evidente, en
un mundo donde Orí se encuentra distorsionado; donde día a día la gran mayoría camina
inmersa en Ifa, sin saber qué es Ifa y sin percatarse de que Ifa siempre ha estado allí, desde
el inicio de los tiempos. Sin lugar a dudas, Ifa no está en contraposición con ningún credo o
postura filosófica, por cuanto nos enseña que todo eso debe existir y que debemos ser
respetuosos al respecto. Entonces, si queremos ayudar a salvar a esa humanidad que tanto
necesita de Ifa, debemos tomar la iniciativa de saber cómo llegar a aquellos que andan en
búsqueda de una solución oportuna, eficaz y práctica a sus problemas, porque eso es Ifa,
además de ayudarnos a evitar la muerte súbita.
¿POR QUÉ NOS INFLUENCIA ESA ENERGÍA LLAMADA “EGUN”?
Todos andamos inmersos en Ifa, pero la gran mayoría no lo sabe. Cuando venimos a este
mundo traemos una marca muy personal, esencialmente relacionada con nuestro ADN.
Esta marca personalísima, en Ifa se traduce en una Matriz Energética, ya que cuando una
persona recibe la Mano de Orula (ikofa o awofakan), Ifa nos revela, a través de una Profecía
contenida en Tres Odu Ifa, quién es esa persona, así como también del análisis de dicha
profecía, se determina la misión de vida de cada cual. Es importante resaltar que el Corpus
Ifa está conformado por 256 Odu (16 mayores y 240 resultantes de la combinación de
aquellos). Estos Tres Odu Ifa, conjuntamente con otros Odu Ifa resultantes de
combinaciones implícitas en dicha Profecía, conforman esa Matriz Energética. Cada Odu Ifa
contiene aspectos positivos y negativos, prohibiciones que deben ser observadas,
mandatos que deben ser cumplidos, historias sobre situaciones que ya acontecieron desde
tiempos ancestrales, que nos orientan y nos dan soluciones a los posibles problemas que
podemos afrontar en la vida, así como también, elementos que nos ayudarán a
balancearnos e inclusive curarnos de enfermedades a las que somos propensos en cada
Odu Ifa.
Cada Odu Ifa es un Código Energético, ya que vibra en determinadas longitudes de onda,
por lo que la inmensa cantidad de posibles combinaciones de estos Códigos Energéticos
hace que la Matriz Energética de cada cual sea particular. Visto desde la perspectiva
cuántica, podemos decir que cada uno de nosotros vibra en un rango determinado, según
sea la conformación de la Matriz Energética propia, es decir, con base a las fortalezas y
debilidades específicas, según sean los aspectos positivos y negativos de cada uno de los
Odu Ifa que la conforman. Lo mismo sucede cuando alguien es consagrado como
Babalawo, así como también cuando el Babalawo recibe Ogbe Ka Kuanaldo (cuchillo), y
cuando recibe otras deidades. Ifa nos enseña que debemos potenciar los aspectos
positivos, así como también debemos mejorar día a día los aspectos negativos, además de
cumplir las prohibiciones y mandatos, contenidos en nuestra correspondiente Matriz
Energética para así poder cumplir nuestra Misión de Vida, escogida por nuestro espíritu
antes de venir a la presente encarnación. Cabe destacar que inclusive, cada Odu Ifa tiene
un Eggun específico que debe ser propiciado, los cuales pueden ser unos buenos y otros
malos, siendo nefasto el incumplimiento de este mandato, tal como sucede en el Odu Ifa
Ogbe She el cual habla de un “Egun que le roba la suerte a la persona”, entre otros casos.
Esta es una verdad manifiesta para cada ser humano viviente, puesto que el hecho de que
no haya sido iniciado en Mano de Orula, no lo exime de esta realidad, puesto que le sucede
exactamente lo mismo, solo que no lo sabe, y por eso anda en la vida sin saber el porqué
de las cosas negativas que le suceden, ni mucho menos cuenta con una guía para
resolverlos. De allí deriva la afirmación de que todos andamos inmersos en Ifa, pero la gran
mayoría no lo sabe. Siendo esto así, le invito a que haga un ejercicio de visualización y vea
la energía propia que Usted irradia, ésta será alta y destellante en algunas zonas de su
cuerpo y en algunos rasgos de su personalidad, según sean los aspectos positivos de su
Matriz Energética, ya sea que la conozca o no; y será débil y tenue en otras zonas de su
cuerpo y en otros aspectos de su personalidad, según sean los aspectos negativos de dicha
matriz. Estas energías las emitimos desde todas y cada una de las partes del cuerpo y en
todas nuestras acciones, pensamientos y sentimientos e interactúan con todas y cada una
de las energías de la naturaleza y de las demás personas. Lo cierto es que todas las
energías que conforman la naturaleza en todas sus manifestaciones, son las mismas
energías que conforman y caracterizan al ser humano.
Esta es la razón por la que los Eggun Obsesores pueden apegarse a una persona, ya sea
por su evolución espiritual, porque esta persona posea un don determinado, por la luz de su
alma o el brillo del aura, por su belleza física, o por el contrario, debido a la debilidad de
carácter, vida solitaria o algún vicio que facilite su manipulación, tal como lo señala Ifa en el
Odu Ifa Irete Unfa. De igual manera, esto también sucede por los descuidos en la atención
de las deidades, el no seguir o incumplir los consejos que éstos nos dan, así como también
incumplir los consejos de Ifa, incumplir con los Ebó recomendados, e incumplir con la
observancia de Eewó, ya que esto potencia la mala influencia de los Eggun Obsesores
pertenecientes a nuestro propio Cuadro Espiritual, así como también facilita la enviación de
Eggun Obsesores por parte de perversos terceros que desean causarnos daño. Todo ello,
en función de la Matriz Energética de la persona, ya sea que conozca dicha matriz o no.
A MANERA DE CONCLUSIÓN
En la medida que aprendamos a trabajar a favor de las energías de nuestro cuerpo,
prosperaremos, puesto que la energía armónica siempre propenderá a que los sucesos
futuros sean favorables. Por el contrario, mientras ignoremos estas energías o trabajemos
en su contra, sufriremos, puesto que la energía negativa siempre generará sucesos futuros
negativos. Es por ello que debemos Rendirle Moforibale a Eggun, para así aclarar y alinear
nuestro Cuadro Espiritual, y lograr que el influjo de nuestros Eggun no bloquee nuestro
buen desempeño, ni nos impida alcanzar la misión de vida que vinimos a cumplir en la
presente encarnación; sino que más bien nos ayuden a alcanzar nuestras metas terrenales
y a coronar dicho objetivo principal de nuestra existencia. En definitiva, no todos los Eggun
Obsesores deberán ser erradicados mediante Paraldo, ya que puede tratarse de algún
Eggun Obsesor del Cuadro Espiritual de la persona, siendo que algunos deban ser
encapsulados para darles posición y atención, ya sea para que simplemente se hagan a un
lado y dejen de molestar a la persona, o para ayudarla activamente a lograr sus propósitos
en la vida. El Paraldo es procedente en los casos de Eggun Obsesores enviados por
terceros malévolos, y, en el caso de aquellos que se apegan a nosotros en algún momento,
por las vibraciones energéticas que emitimos; en oportunidades deberá dárseles camino
hacia el cementerio, para que descansen en paz. Allí radica la importancia del examen
exhaustivo que debemos realizar, cuando a un cliente le aparezca algún Odu determinante
relacionado con Eggun Oscuros.
Si Usted se identifica con este artículo y requiere asistencia, nos complacerá atenderle y
ayudarle a resolver su caso.