Está en la página 1de 4

Cortázar

Escritor, traductor e intelectual argentino, está considerado uno de los


autores más innovadores y originales de su tiempo. Nació en Bélgica
el 26 de agosto de 1914 y murió en París el 12 de febrero de 1984.

A continuación y a modo de celebración, queremos compartirles


algunas citas, frases y extractos de la novela Rayuela que sigue
dejando huella.

1. “Música, melancólico alimento para los que vivimos de amor.”

2.“Probablemente de todos nuestros sentimientos el único que no es


verdaderamente nuestro es la esperanza. La esperanza le pertenece
a la vida, es la vida misma defendiéndose.”

3. “Andábamos sin buscarnos, pero sabiendo que andábamos para


encontrarnos.”

4. “¡Oh corazón mío, no te levantes para testimoniar en contra de mí!”

5. “Cada vez iré sintiendo menos y recordando más, pero qué es el


recuerdo sino el idioma de los sentimientos, un diccionario de caras y
días y perfumes que vuelven como los verbos y los adjetivos en el
discurso.”

6. “Sólo viviendo absurdamente se podría romper alguna vez este


absurdo infinito.”

7. “La vida, como un comentario de otra cosa que no alcanzamos, y


que está ahí al alcance del salto que no damos.”

8. “Pero lo malo del sueño no es el sueño. Lo malo es eso que llaman


despertarse…”

9. “Total parcial: te quiero. Total general: te amo.”


10. “¿Quién está dispuesto a desplazarse, a desaforarse, a
descentrarse, a descubrirse?”

11. “Y si nos mordemos el dolor es dulce, y si nos ahogamos en un


breve y terrible absorber simultáneo del aliento, esa instantánea
muerte es bella.”

12. “Pobre amor el que de pensamiento se alimenta.”

13. “Para vos la operación del amor es tan sencilla, te curarás antes
que yo y eso que me querés como yo no te quiero.”

14. “Cuando los amigos se entienden bien entre ellos, cuando los
amantes se entienden bien entre ellos, cuando las familias se
entienden bien entre ellas, entonces nos creemos en armonía.
Engaño puro, espejo para alondras. A veces siento que entre dos que
se rompen la cara a trompadas hay mucho mas entendimiento que
entre los que están ahí mirando desde afuera.”

15. “Hacés demasiado caso de unas pocas metáforas.”

16. “Y así es cómo los que nos iluminan son los ciegos.”

17. “El alacrán clavándose el aguijón, harto de ser un alacrán pero


necesitando de su alacranidad para acabar con el alacrán.”

18. “Me miras, de cerca me miras, cada vez mas de cerca y entonces
jugamos al cíclope, nos miramos cada vez mas de cerca y los ojos se
agrandan, se acercan entre sí, se superponen y los cíclopes se miran,
respirando confundidos, las bocas se encuentran y luchan tibiamente,
mordiéndose con los labios, apoyando apenas la lengua en los
dientes.”

19. “Usaba las haches como penicilina.”


20. “Vos no podrías, dijo. Vos pensás demasiado antes de hacer
nada. —Parto del principio de que la reflexión debe preceder a la
acción, bobalina.”

21. “¿A vos no te pasa que te despertás a veces con la exacta


conciencia de que en ese momento empieza una increíble
equivocación?”

22. “No se puede querer lo que quiero, y en la forma en que lo quiero,


y de yapa compartir la vida con los otros. Había que saber estar solo y
que tanto querer hiciera su obra, me salvara o me matara.”

23. “La felicidad tenía que ser otra cosa, algo quizá más triste que
esta paz y este placer, un aire como de unicornio o isla, una caída
interminable en la inmovilidad.”

24. “Como no sabías disimular me di cuenta en seguida de que para


verte como yo quería era necesario empezar por cerrar los ojos.”

25. “Heste Holiveira siempre con sus hejemplos…”

26. “Las razones de arriesgar el presente por el futuro.”

27. “Amor mío, no te quiero por vos ni por mí ni por los dos juntos, no
te quiero porque la sangre me llame a quererte, te quiero porque no
sos mía, porque estás del otro lado, ahí donde me invitás a saltar y no
puedo dar el salto, porque en lo más profundo de la posesión no estás
en mí, no te alcanzo, no paso de tu cuerpo, de tu risa, hay horas en
que me atormenta que me ames.”

28. “Tomá. Sabés, es tan difícil decirte: Te quiero. Tan difícil ahora. —
Si parecería que a mí me das la copia con papel carbónico.”

29. “Lo que mucha gente llama amar consiste en elegir a una mujer y
casarse con ella. La eligen, te lo juro, los he visto. Como si se pudiese
elegir en el amor, como si no fuera un rayo que te parte los huesos y
te deja estaqueado en la mitad del patio.”

30.“…el amor juega a inventarse, huye de sí mismo para volver en su


espiral sobrecogedora, los senos cantan de otro modo, la boca besa
más profundamente o como de lejos, y en un momento donde antes
había como cólera y angustia es ahora el juego puro, el retozo
increíble, o al revés, a la hora en que antes se caía en el sueño, el
balbuceo de dulces cosas tontas, ahora hay una tensión, algo
incomunicado pero presente que exige incorporarse, algo como una
rabia insaciable.”