Está en la página 1de 2

Moniciones para la misa de

inauguración casa cural


Entrada
“el Señor ha estado grande con nosotros y estamos alegres por su
gran misericordia” como el salmista en su oración de agradecimiento
por la acción de Dios en su vida, hoy nosotros, comunidad del Señor
de los Milagros, damos gracias al Todopoderoso por el regalo de esta
casa, y especialmente por aquellas personas que han hecho este
sueño posible.
Preside esta celebración: nuestro padre y pastor monseñor Héctor
Julio López Hurtado obispo de Girardot.
Teniendo en cuenta estas intenciones. Celebremos con alegría.

Lecturas
La palabra de Dios nos invita a dejarnos interpelar por ella, para que
asi, como dice en Papa seamos auténticos misioneros de Cristo que
pregonan la buena nueva en cada una de sus actividades. Con gran
fervor escuchemos la palabra para que en nosotros sea viva y eficaz.
Oración de fieles
Unidos como hermano presentemos a Dios las suplicas que nacen de
lo más profundo de nuestro ser, conscientes de que el Padre bueno
atiende a sus hijos:

Te rogamos óyenos.

Por el la iglesia universal, encabezada por el Papa Francisco, para


que en se mantengan fiel e impulse el trabajo pastoral como signo de
la acción de Dios en la Iglesia.
Por nuestra Diócesis de Girardot, para que guiados por nuestro
Obispo nos dispongamos a encontrar a Cristo que se hace presente
en la labor pastoral de la iglesia.
Por aquellas personas encargadas de liderar y guiar comunidades,
para que pidiendo la fuerza del Espíritu Santo tomen las mejores
decisiones que sean de provecho para todos.
Por nuestra comunidad parroquial del Señor de los Milagros, para que
siendo fieles y constantes podamos tener un encuentro personal con
nuestro señor Jesucristo.
Por los benefactores de esta casa, para que la gracia y la bendición de
nuestro Señor los acompañe en sus labores diarias, y muestre su
rostro misericordioso a quienes sirven con generosidad.

Oración
Padre de bondad acoge las suplicas de tu iglesia, que se reúne con
alegría en tu casa y te alaba llena de gratitud por tus abundantes
gracias. Por nuestro Señor Jesucristo. Amen.