Está en la página 1de 3

ACTIVIDAD INTEGRADORA

FASE 2: PLANIFICACIÓN. JUSTIFICACIÓN

MÓDULO 23
SEMANA 1

EDITH TREJO CORDOVA

JUNIO, 2017.
Vínculo al audio:

https://www.dropbox.com/s/k20hdic14lafnlu/TrejoC
%C3%B3rdova_Edith_M23S1A2_Planificaci%C3%B3njustificaci%C3%B3n.mp3?dl=0

GUIÓN
Buenas tardes, vecino.

Usted sabe bien que la basura en las calles es un problema serio en nuestra colonia, es
común ver bolsas de basura amontonadas en las esquinas y la verdad es que ya tenemos
que tomar cartas en el asunto. Por eso vengo con una propuesta que espero pueda ayudar
a la comunidad a resolver este problema.

La idea es empezar una campaña audiovisual para enseñarnos cómo separar los residuos
sólidos de manera responsable e inteligente, para generar en todos una cultura que nos
permita convivir sanamente entre nosotros y con el medio ambiente.

Según algunos datos que encontré en el INEGI, en México ocupamos el quinto lugar entre
los países que más basura producimos, casi cien mil toneladas de basura al día y sólo me
refiero a los residuos que se producen en casa. Eso es casi 320 kilos al año por mexicano.
En la Ciudad, además, el sistema de recolección es bastante ineficiente, dígame si me
equivoco, las campañas de separación de basura no han servido de mucho y tampoco es
que los desechos sean reciclados apropiadamente, todos se van a un vertedero y ninguna
otra cosa se hace al respecto. Esa ineficiencia genera de manera directa e indirecta que la
basura se acumule en la calle y eso tiene graves repercusiones: las coladeras se tapan y
eso provoca inundaciones; los parques y lugares públicos se deterioran y pierden su
belleza; los cuerpos de agua y los suelos se contaminan; se facilita la proliferación de
fauna nociva, como ratas y cucarachas, y se generan malos olores; se emiten
contaminantes al aire libre, además de los que producen los carros y camiones; entre
muchas otras cosas que nos afectan. Todo esto ocasiona gran impacto en el ambiente,
provocando daños irreversibles en la naturaleza y que repercuten en nuestras vidas.
Pero el problema no sólo es del gobierno, que no implemente medidas efectivas contra
esta situación, nosotros como miembros de la comunidad también somos responsables.
Consideramos como basura todo aquello que ya no nos sirve. Cuántas bolsas y empaques
de productos no tiramos cada vez que regresamos de comprar el mandado. Cuántas frutas
y verduras arrojamos al bote porque se echaron a perder, en lugar de aprovechar para
utilizarlas como fertilizantes de plantas. El problema de la basura también tiene que ver
con nuestra educación y nuestra cultura.

Por todo esto propongo hacer una campaña que nos ayude a todos, que nos enseñe a
separar los residuos de manera correcta, que nos permita reducir la cantidad de basura
que producimos diariamente. La propuesta incluye también buscar centros de recolección
de ciertos residuos, para que mandemos la menor cantidad de desechos en los camiones
de basura y éstos se vayan a reciclar debidamente. En el caso de los orgánicos, fomentar
la creación de composta, que ayuda a las plantas a crecer, embelleciendo nuestros
hogares y nuestras calles. La idea fundamental es tratar de ayudar al medio ambiente, y
así beneficiar a nuestras familias, creando una colonia mejor en donde vivir.

Gracias por escucharme, lo invito para que sea parte de esfuerzo.

También podría gustarte