Está en la página 1de 2

ACTIVIDADES PARA MOTIVAR LA LECTURA.

El refuerzo con la lectura, así como en otros ámbitos, debe ser diario y consecutivo.

1. Relaciona objetos con letras


Toma un objeto y pregúntale qué es. Cuando te de la respuesta, pídele que coloque la
letra inicial que le corresponde, ej; peluche_ letra P . Para él o ella será como poner
otra pieza en un rompecabezas.

Manualidades creativas que te ayudarán a tu pequeño a leer cada vez más y mejor

Las manualidades siempre han sido las aliadas número uno de los padres con hijos que
estudian. Igual de eso se compone el aprendizaje: aprender haciendo. Sin embargo, las
que incluyen actividades para aprender a leer suelen cumplir un orden un poco más
riguroso.

2. Recortar vocales
Puede recortar vocales, consonantes y animales u objetos que comiencen con las letras .
Con esto empezará a conocer la forma, desarrollará su motricidad fina y aprenderá qué
animales y objetos van con qué letra.

3. Crucigrama de letras
¡No lo vamos a hacer! Si no que vamos a encontrar EN UNA LECTURA todas las «a» y las
pintará de algún color. Luego buscaremos las «e» y de otro color. Así hasta haber
encontrado todas las vocales, luego siguen las consonantes del abecedario, puede usar
lápiz de colores distintos para seleccionarla.

4. Escribe planas
¡Pero de la manera divertida! A los niños le encanta escribir con un plumón para pizarrón,
así que permite que escriba con plumón en los vidrios de la casa, primero círculos,
triángulos, etc. Después las vocales, consonantes y luego una frase que a él o ella le
guste (que suele ser de su caricatura favorita y no tener mucho sentido) y dejarlo que
transcriba abajo.
¡es divertido!

5. La canción del abecedario


Tan viejita como nuestras queridas abuelitas, esta canción ha pasado de generación en
generación y sigue siendo la mejor manera de aprender el abecedario. Ahora, si tienes las
letras del abecedario a la mano y vas señalándolas cada que las cantas, ¡mucho mejor!
6. El cordel de las letras
Dibuja las letras en hojas, con muchos colores, y cuélgalas en el cordel. Nombra una por
una y tu niño tendrá que bajarlas una por una. Esto también ayuda a la motricidad de la
mano con la pinza.

7. Letras sorpresa
Si tu peque es de los que aman los misterios, toma una caja de zapatos, mete las letras
allí, vayan sacando de a una y diciendo el sonido de cada una. ¡Será muy divertido ir
aprendiendo las letras de esta manera!

8. Letras en sal
En un pequeño plato coloca sal, harina, azúcar, arena o cualquier cosa que se le parezca y
crea tarjetas con las distintas letras. Ahora vamos a dejar que el niño escriba las letras en
el plato. Cuando termine una, puede borrarla fácilmente y seguir con las demás.

9. Sopa de letras
¿A quién no le gusta crear palabras con las letras de la sopa? Esta es una actividad genial
para niños que vayan iniciando o ya estén avanzados en la lectoescritura. Puedes desde
identificar las vocales y consonantes, formar su nombre o empezar a escribir palabras.

También podría gustarte