Está en la página 1de 2

Paradigma Interpretativo en Psicología y ruralidad

Este paradigma desde un punto de vista de su origen cualitativo, naturista y humanista cuyo
estudio tiene que ver con las acciones humanas y la vida social, siendo importante porque
sustituye las nociones de explicación, predicción y control de paradigma positivista por las
nociones de comprensión de significado y acción, es decir se centra en la descripción y
comprensión de lo único y particular del sujeto más que en lo general.

Este paradigma se basa en el proceso de conocimiento, en el cual se da una interacción


entre sujeto y objeto. En el hecho ambos son inseparables. La observación no sólo perturba
y moldea al objeto observado, sino que el observador es moldeado por éste (por la
persona individual o por el grupo observado). Tal situación no puede ser eliminada, aun
cuando el observador quisiera eliminarla. La investigación siempre está influenciada
por los valores del investigador y éste, en sus informes debe dar cuenta de ellos. Desde este
punto de vista, este paradigma ha influido bastante en el campo de la psicología, ya que es
el método en el que se basan los terapeutas (psicólogos) para observar al sujeto
en investigación, o sea, se da una iteración entre el observador y el observado, influyendo
ambos en la conducta del otro.

El paradigma interpretativo no pretende hacer generalizaciones a partir de los resultados


obtenidos. La investigación que se apoya en él, termina en la elaboración de una
descripción ideográfica, en profundidad, es decir, en forma tal que el objeto estudiado
queda claramente individualizado.

Desde la acción de la psicología, esto se refleja en el acto del terapeuta, el cual al momento
de evaluar, estudiar y analizar a cada paciente, se remite a dejar estos resultados
individualmente respecto al paciente, sin generalizar con otros, aunque estos tengan las
mismas características al momento de ser observados.

La intención final de las investigaciones fundadas en el paradigma interpretativo consiste


en comprender la conducta de las personas estudiadas lo cual se logra cuando se interpretan
los significados que ellas le dan a su propia conducta y a la conducta de los otros, como
también a los objetos que se encuentran en sus ámbitos de convivencia. Tal como lo es la
intención final de este paradigma; es en lo que consiste una parte de la psicología, que es
comprender las conductas, actos y pensamientos de las personas.

Con este paradigma podemos comprender la realidad como dinámica y diversa, se lo


denomina cualitativo, fenomenológico-naturalista o humanista. Su interés va dirigido al
significado de las acciones humanas y de la práctica social. Su propósito es hacer una
negación de las nociones científicas de explicación, predicción y control del paradigma
positivista, por las nociones de compresión, significación y acción
Sus características fundamentales son: Su orientación es al "descubrimiento". Busca la
interconexión de los elementos que pueden estar influyendo en algo que resulte de
determinada manera. La relación investigador-objeto de estudio es concomitante. Existe
una participación democrática y comunicativa entre el investigador y los sujetos
investigados. Considera a la entrevista, observación sistemática y estudios de caso como el
método modelo de producción de conocimiento. Su lógica es el conocimiento que permita
al investigador entender lo que está pasando con su objeto de estudio, a partir de la
interpretación ilustrada.

En la relación teoría-práctica existe desproporcionalidad. Predomina la práctica y por ende


no es lo fundamental el establecimiento de generalizaciones o leyes ni la ampliación del
conocimiento teórico. Aspira al descubrimiento y comprensión de los fenómenos en
condiciones naturales. Su objetivo es penetrar en el mundo personal de los hombres y
mujeres (cómo interpretar las situaciones, que significan para ellos, que intenciones,
creencias, motivaciones les guían). Procura desarrollar un conocimiento "ideográfico". Se
centra en la descripción y comprensión de lo individual, lo único lo particular, lo singular
de los fenómenos. Está centrada sobre las diferencias.

Entre la investigación y la acción existe una interacción permanente. La acción es fuente de


conocimiento y la investigación se constituye en sí una acción transformadora.