Está en la página 1de 3

1.

Contar el cuento “La Furia y la Tristeza”:

Es una excelente manera de que los participantes puedan comprender la complejidad de los
sentimientos.

La Furia y la Tristeza
En un reino encantado donde los hombres nunca pueden llegar, o quizás donde los hombres
transitan eternamente sin darse cuenta…
En un reino mágico, donde las cosas no tangibles, se vuelven concretas…
Había una vez… un estanque maravilloso.

Era una laguna de agua cristalina y pura donde nadaban peces de todos los colores existentes y
donde todas las tonalidades del verde se reflejaban permanentemente…

Hasta ese estanque mágico y transparente se acercaron a bañarse haciéndose mutua compañía,
la tristeza y la furia.
Las dos se quitaron sus vestimentas y desnudas las dos entraron al estanque.
La furia, apurada (como siempre esta la furia), urgida -sin saber porqué- se baño rápidamente y
mas rápidamente aun, salió del agua…

Pero la furia es ciega, o por lo menos no distingue claramente la realidad, así que, desnuda y
apurada, se puso, al salir, la primera ropa que encontró…
Y sucedió que esa ropa no era la suya, sino la de la tristeza…
Y así vestida de tristeza, la furia se fue.

Muy calma, y muy serena, dispuesta como siempre a quedarse en el lugar donde está, la tristeza
terminó su baño y sin ningún apuro (o mejor dicho, sin conciencia del paso del tiempo), con pereza
y lentamente, salió del estanque.
En la orilla se encontró con que su ropa ya no estaba.

Como todos sabemos, si hay algo que a la tristeza no le gusta es quedar al desnudo, así que se
puso la única ropa que había junto al estanque, la ropa de la furia.

Cuentan que desde entonces, muchas veces uno se encuentra con la furia, ciega, cruel, terrible y
enfadada, pero si nos damos el tiempo de mirar bien, encontramos que esta furia que vemos es
solo un disfraz, y que detrás del disfraz de la furia, en realidad… está escondida la tristeza. (Del
libro de Jorge Bucay: “Cuentos Para pensar” – Página web de Jorge Bucay
– http://www.bucay.com)

2. Enseñar el Iceberg

He dibujado un Iceberg que lo puedes proyectar o imprimir y poner en la pared. Yo lo imprimí en A3


y lo puse en la pared para ilustrar lo que estaba explicando. Está al final del material en negro y
blanco. El Iceberg es una metáfora visual muy interesante para enseñar sobre los sentimientos
ocultos. Los grupos con los cuales trabajé este material han podido comprender muy bien toda la
explicación a partir del Iceberg y después, hemos complementado la actividad con las fichas para
poner los emoticonos, conforme la explicación abajo.
Como ya hemos hablado hay sentimientos que son solamente la expresión externa de otros
sentimientos aún más profundos. Así la rabia puede ser solamente la punta del iceberg para
sentimientos que están escondidos y mezclados como pueden ser: el miedo, la frustración, la
soledad. Después de contar el cuento de Jorge Bucay “La Furia y la Tristeza” puedes enseñar al
grupo EL ICEBERG, y como hay sentimientos ocultos, disfrazados. En la punta del iceberg vemos
un sentimiento que nos parece muy claro, pero más abajo, en las profundidades hay otros
sentimientos que los podemos encontrar cuando nos preocupamos en hablar con la persona,
hacerles preguntas, porque a veces ella misma desconoce lo que realmente está sintiendo.

3. Cuentacuentos:

Elija un cuento donde los personajes vivan una serie de situaciones y a través de sus conductas
expresen sus sentimientos. Más abajo he puesto algunos cuentos como sugestión. Al contar el
cuento es importante identificar algunos sentimientos para que sirvan de base a los que se van a
buscar en la “profundidad”. Ejemplo: si estás contando el cuento de Blanca Nieves puedes decir
que ella sentía un verdadero miedo al haberse quedado sola en el bosque, después que fue
abandonada por el hombre encargado de matarla. Ese sentimiento de miedo sirve como base
(punta del iceberg – o centro de la ficha) para buscar otros sentimientos escondidos. Durante la
actividad (juego) ese sentimiento base nombrado durante el Cuentacuentos servirá de punto de
partida para identificar otros sentimientos. Ayudarás al grupo a identificar estos sentimientos a
través de preguntas: ¿El bosque no es un lugar bonito? ¿porqué una persona que está en el
bosque puede sentir miedo? ¿Ella estaba solo o acompañada? ¿Será que ella estaba
acostumbrada a estar sola en el bosque? A partir de las preguntas podremos identificar otros
sentimientos que culminaban en el miedo, que pueden ser: soledad, inseguridad, decepción etc.

Este material se presta para muchas sesiones. Puedes trabajar con muchos cuentos diferentes.

DESPUÉS DE CONTAR EL CUENTO, SE PUEDE:


 Colorear el iceberg;
 Elegir un personaje y un momento en el cuento para analizar un sentimiento base y
descubrir los sentimientos ocultos.
Además también puedes utilizar las fichas con emoticonos una vez el grupo ya tenga comprendido
la actividad. Hay 4 modelos de fichas base para utilizar: Amor, Ira/Rabia, Aburrimiento, Ficha en
blanco. Junto a estas también están los emojis o emoticonos expresando diferentes emociones.
Hay que imprimir todas de la manera que más te convenga. Yo, por ejemplo, imprimí las fichas y
los emoticonos y los plastifiqué. También imprimí muchas fichas en blanco para que los niños
pudieran dibujar las emociones y colorear.

Hecho esto pasaremos al juego:


Entrenando con los sentimienHaga primero el juego sin introducir historia os situaciones, solo
hablando de los sentimientos:

1. Cada persona tendrá una ficha y todos los emoticonos. El sentimiento que está en el centro,
ej. (Rabia) es el que se ve expresado en la persona (punta del Iceber), pero hay otros
sentimientos que pueden estar escondidos, tocando y provocando este sentimiento central.
Así que hay que poner en las extremidades (Círculos vacíos) los emoticonos que se cree
conveniente. Ej. Rabia (miedo – cansancio – tristeza)
2. También se puede utilizar la ficha en blanco para: Elegir el sentimiento Iceberg (central) que
puede ser uno de los emoticonos o se puede escribir.
Cuando los participantes ya conozcan un poco más sobre los sentimientos se puede hacer el juego
después de un cuentacuentos.

SUGERENCIAS DE CUENTOS

Propuesta: El Genio y el Pescador:


Genio:
1. a)  ¿que sentimiento expresaba el genio cuando salió del jarrón? (Furia)
2. b)  Ahora piensa cuánto tiempo estuvo en preso en el jarrón. Qué pensó durante este
tiempo? ¿Qué sentimientos pudo sentir?
3. c)  ¿La furia que sentía tenía otros sentimientos escondidos? ¿El Genio sentir soledad
durante este tiempo? ¿Le gustaría regresar a su prisión?
Pescador:
a) ¿Qué sintió el Pescador cuando el Genio dijo que le mataría? (Miedo)
b) ¿El tenía familia? ¿Qué podría pasar a su familia si el muriera?
c) ¿Qué otros sentimientos pudo haber sentido el Pescador frente a las amenazas del Genio?

Otras historias sugeridos:


1- El Patito Feo;
2 – El traje nuevo del emperador;
3 – La Cenicienta;
4 – El Principito (es más largo pero se podría hacer con adolescentes, con el libro como lectura
sugerida)
5 – La Avispa Ahogada.
6 – La Parábola del hijo pródigo;
7 – David y Goliat.

También podría gustarte