Está en la página 1de 4

JUZGADO CIVIL TRANSITORIO - AYACUCHO

EXPEDIENTE : 00724-2011-0-0501-JR-CA-01
MATERIA : NULIDAD DE RESOLUCIÓN O ACTO ADMINISTRATIVO
JUEZ : CELEDONIA QUICHCA QUISPE
ESPECIALISTA : WILBER BERROCAL MACHACA
PROCURADOR : PROCURADOR PUBLICO REGIONAL DE AYACUCHO
DEMANDADO : ORESIDENTE DEL GOBIERNO REGIONAL DE AYACUCHO
DEMANDANTE : PARIONA ATAUPILLCO, REYNA

Resolución número VEINTICUATRO.-


Ayacucho, 16 de setiembre de 2016.-

I. AUTOS Y VISTOS:
Puesto los autos a despacho con los dos escritos que anteceden
N°547-2016 y N°559-2016, presentados por la demandante Reyna
Pariona Ataupillco y la Directora de la Oficina de Recursos
Humanos del Gobierno Regional de Ayacucho, respectivamente;
y,

II. FUNDAMENTOS DE LA DECISIÓN:

1. Que, es derecho de todo justiciable, que se respete una resolución que


adquirió la autoridad de cosa juzgada, garantizándose, en primer lugar, que
las resoluciones que hayan puesto fin al proceso judicial no puedan ser
recurridas mediante medios impugnatorios, ya sea porque éstos han sido
agotados o porque ha transcurrido el plazo para impugnarla; y, en segundo
lugar, a que el contenido de las resoluciones judiciales que hayan adquirido
tal condición, no puedan ser dejadas sin efecto ni modificado, sea por actos
de otros poderes públicos, de terceros o, incluso, de los mismos órganos
jurisdiccionales que resolvieron el caso; más aún si tal noción encuentra
fundamento en lo dispuesto por el cuarto párrafo del fundamento cuarto de
la Casación Nº 5791-2011-Ayacucho 1 emitida por la Primera Sala de
Derecho Constitucional y Social Transitoria de la Corte Suprema de Justicia
de la República.

2. Que, de la revisión de los autos, se tiene que mediante escritos de


fechas 14 de marzo de 20162 y 27 de mayo de 20163, la demandante
Reyna Pariona Ataupillco, solicita se requiera a la entidad demandada
(Gobierno Regional de Ayacucho), a fin de que la reincorporación a su
centro de trabajo sea en calidad de contratada, bajo la modalidad de
servicios personales sujeto a la Ley N°24041 y el Decreto Legislativo Nº276,
conforme al Décimo Sétimo fundamento de la Ejecutoria Suprema de la
Primera Sala de Derecho Constitucional y Social Transitoria de la Corte
Suprema de Justicia de la República, recaída en el presente proceso, más no

1
“(…) Es así que el respeto de la cosa juzgada impide que lo resuelto pueda desconocerse
por medio de una resolución posterior, aunque quienes lo hubieran dictado entendieran que
la decisión inicial no se ajustaba a la legalidad aplicable, sino tampoco por cualquier otra
autoridad judicial, aunque esta fuera de una instancia superior, precisamente, porque
habiendo adquirido el carácter de firme, cualquier clase de alteración importaría una
afectación del núcleo esencial del derecho”.
2
Obrante a fojas 288/289, de autos.
3
Obrante a fojas 309/310, de autos.
así mediante la suscripción de Contrato Administrativo de Servicios. Dando
respuesta a dichas solicitudes esta judicatura ha emitido las disposiciones
de requerimiento contenidas en las Resoluciones Dieciocho 4 y Veinte5, a
efectos de que la entidad demandada cumpla con los términos finales de la
Ejecutoria Suprema de fecha 24 de junio del 2015 6, recaída en el presente
proceso. Por lo que la Directora de la Oficina de Recursos Humanos del
Gobierno Regional de Ayacucho, remite a esta judicatura diversos
documentos en señal de cumplimiento de los requerimientos efectuados
mediante los Oficios N°1084-2016-GRA-GG/ORADM-ORH 7 y N°1129-2016-
GRA-GG/ORADM-DRH8, entre ellos adjunta el proyecto de Contrato
Administrativo de Servicios N°236-2016-GRA-SEDE CENTRAL 9.

3. Que, en tal sentido, del estudio de los autos, se advierte que con fecha
24 de junio del 201510, se emitió la Ejecutoria Suprema amparando la
demanda incoada por la demandante, en los siguientes términos: “(…)
actuando en sede de instancia: REVOCARON la sentencia apelada de fojas
158 a 163, su fecha 21 de marzo de 2013 que declara infundada la
demanda; y, REFORMÁNDOLA declararon FUNDADA la misma; en
consecuencia Nula la Ejecutiva Regional N°992-2011-GRA/PRES de fecha 02
de setiembre de 2011; en consecuencia, ORDENARON que la entidad
demandada reincorpore a la demandante en el puesto de trabajo que
detentaba al momento del cese u otro cargo del mismo nivel y
remuneración, sin costas ni costos; (…)” (la cursiva es nuestra).

4. Que, al respecto, cabe precisar que además de la autoridad de Cosa


Juzgada de las resoluciones, toda resolución judicial posee naturaleza
obligatoria en su cumplimiento; bajo los mismos términos que en ella se
expresa, sin que exista posibilidad de ser interpretada y/o restringida por los
destinatarios de la misma, conforme así lo establece el artículo 4º de la Ley
Orgánica del Poder Judicial11. Asimismo, cabe precisar que en los casos de
vacíos o lagunas de los mandatos judiciales, el Tribunal Constitucional 12 ha
establecido que, además de revisar los fundamentos que la desarrollan,
“con la utilización del método histórico se interpretará el mandato judicial
recurriendo a sus antecedentes, verificando para ello las pretensiones de la
demanda, el auto  admisorio de la demanda, la contestación a la demanda,
el auto de saneamiento y la fijación de puntos controvertidos, y todo escrito

4
Obrante a fojas 291, de autos.
5
Obrante a fojas 312/313, de autos.
6
Obrante a fojas 261/272, de autos.
7
Obrante a fojas 435, de autos.
8
Oficio que se provee mediante la presente resolución.
9
Obrante en copia fedatada a fojas 431/432.
10
Obrante a folios 261/272.
11
Artículo 4º: “Toda persona y autoridad está obligada a acatar y dar cumplimiento a las
decisiones judiciales o de índole administrativa, emanadas de autoridad judicial competente,
en sus propios términos, sin poder calificar su contenido o sus fundamentos, restringir sus
efectos o interpretara sus alcances, bajo la responsabilidad civil, penal o administrativa que
la ley señala”.
12
STC 02602-2010-PA-TC y STC 03088-2009-PA/TC.
judicial que sirva para inferir o descubrir qué es lo que realmente
pretendieron el actor o los actores de la demanda”.

5. Que, en consecuencia, atendiendo al pedido de la demandante Reyna


Pariona Ataupillco, si bien del mandato judicial contenido en la Ejecutoria
Suprema de fecha 24 de junio del 2015, no se establece el régimen laboral
bajo el cual la demandante antes referida debe ser reincorporado en su
puesto de trabajo que detentaba al momento del cese u otro cargo del
mismo nivel y remuneración en el Gobierno Regional de Ayacucho; sin
embargo, de los fundamentos desarrollados en la misma se evidencia que la
Corte Suprema reconoció de manera implícita la existencia de un contrato
de trabajo público, al determinar que el demandante prestó servicios de
naturaleza permanente, con más de un año ininterrumpido en el Gobierno
Regional de Ayacucho; por lo que al amparo del artículo 1º de la Ley Nº
24041, el recurrente sólo debió y debe ser repuesto como trabajador
contratado bajo el régimen laboral del Decreto Legislativo Nº 276 y la Ley
Nº 24041, más no puede ser repuesto con un Contrato Administrativo de
Servicios, haciendo la precisión de que dicha contratación no supone en
modo alguno el ingreso a la carrera administrativa, sino, únicamente es
para efectos de protección contra el despido arbitrario.

6. Siendo ello así, de los fundamentos desarrollados en la Ejecutoria


Suprema se evidencia que se reconoció de manera implícita la existencia de
un contrato de trabajo público, por lo que la demandante prestó servicios de
naturaleza permanente, con más de un año ininterrumpido en el Gobierno
Regional de Ayacucho; por tanto al amparo del artículo 1° de la Ley N°
24041, el demandante debe ser repuesto como trabajador contratado bajo
el Régimen Laboral del Decreto Legislativo N° 276 y la Ley N° 24041, más
no puede ser repuesto con un Contrato Administrativo de Servicios,
haciendo la precisión una vez más de que dicha contratación no supone en
modo alguno el ingreso a la carrera administrativa, sino únicamente es para
efectos de protección contra el despido arbitrario. Asimismo, debe
declararse improcedente el cumplimiento de la Ejecutoria Suprema de fecha
24 de junio del 2015, recaída en el presente proceso, efectuado por la
entidad demandada; más aún si la conclusión arribada en la presente
resolución, se condice con lo pretendido por la demandante en su demanda
de autos.

III. DECISIÓN: Por las consideraciones expuestas:


Se resuelve:
a. REQUIÉRASE al titular de la entidad demanda GOBIERNO
REGIONAL DE AYACUCHO y a la DIRECTORA DE LA OFICINA DE
RECURSOS HUMANOS DEL GOBIERNO REGIONAL DE
AYACUCHO, a fin de que dentro del plazo de DIEZ días hábiles de
notificado con la presente resolución , CUMPLAN con reincorporar a la
demandante Reyna Pariona Ataupillco en el puesto de trabajo que
detentaba al momento del cese u otro cargo del mismo nivel y
remuneración, bajo el Régimen Laboral del D ecreto Legislativo N°276 y
la Ley N°24041; BAJO APERCIBIMIENTO de imponérsele MULTA DE
CINCO UNIDADES DE REFERENCIA PROCESAL (5URP), para
cada uno, en caso de incumplimiento.
b. DECLARAR IMPROCEDENTE el cumplimiento de la Ejecutoria Suprema
de fecha 24 de junio del 2015, recaída en el presente proceso, efectuado
por la entidad demandada. Notifíquese.-