Está en la página 1de 6

H.

CONGRESO DEL ESTADO DE MICHOACÁN DE


OCAMPO
SEPTUAGÉSIMA PRIMERA LEGISLATURA

PUNTO DE ACUERDO

QUE PRESENTAN LOS CC. DIPUTADOS MARÍA MACARENA CHÁVEZ FLORES


Y FRANCISCO JAVIER MORELOS BORJA, INTEGRANTES DEL GRUPO
PARLAMENTARIO DEL PARTIDO ACCIÓN NACIONAL, EN RELACIÓN A LA

SOLICITUD DE LICENCIA INDEFINIDA PRESENTADA POR DIVERSAS

DIPUTADAS INTEGRANTES DE LA LXI LEGISLATURA DE LA CÁMARA DE


DIPUTADOS EN EL CONGRESO DE LA UNIÓN, EL CUAL SE PROPONE AL

TENOR DE LAS SIGUIENTES:

CONSIDERACIONES

La lucha de las mujeres por conseguir la igualdad jurídica, social,


electoral y política, en un espacio público que se entendía exclusivamente

reservado a los hombres, es algo que marca el inicio de la modernidad en

Occidente y constituye un aspecto central en la búsqueda de las mujeres por

alcanzar mejores condiciones de respeto a su cultura y dignidad humana.

Desde el punto de vista histórico, es conocida la hazaña de Olympe de

Gouges, quien con el seudónimo de Marie Gouze concibió y publicó una

Declaración sobre los Derechos de las Mujeres, en la que exigía el derecho


al voto y el acceso de las mujeres a la vida pública y a los cargos de elección

popular.

Asimismo, también es oportuno recordar el caso de John Stuart Mill,

quien luego de escribir el texto denominado El sometimiento de las

1
H. CONGRESO DEL ESTADO DE MICHOACÁN DE
OCAMPO
SEPTUAGÉSIMA PRIMERA LEGISLATURA

mujeres, no sólo inició en Francia el movimiento en defensa del sufragio


femenino, sino que además contribuyó a remplazar el uso del término “sexo”

por el de “género”, superando así el estereotipo de la mujer pasiva por el de

la mujer activa, responsable y comprometida con sus propias causas.

En este contexto, podemos decir que la lucha de las mujeres por su

dignidad y capacidad de autodeterminación, tiene una legitimidad histórica

que no podemos pasar por alto, y que en gran medida (junto a las luchas
por los derechos humanos) ha definido uno de los rostros del mundo

contemporáneo.

En nuestro país, la lucha de las mujeres por acceder a espacios de

participación pública, también es una causa con historia, no sólo por la


huella que han dejado mexicanas ilustres desde aquellas que participaron rn

la lucha por la Independencia, La Reforma y la Revolución, sino por haber

conquistado el derecho a votar y a ser votadas, dentro de un sistema


electoral que ignoraba y quería seguir ignorando el lado femenino de la

democracia y la política.

Desde la segunda mitad del siglo pasado, al interior de cada uno de

los partidos políticos en México, cobró forma y fuerza una demanda por la
equidad de género y el reclamo de más espacios en que interviniéramos las

mujeres, que con el tiempo comenzó a traducirse en el logro de más y


mejores conquistas para nosotras.

Fue en el mes de octubre de 1953 cuando, mediante reforma al texto

del artículo 34 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos


se reconoce expresamente a la mujer su derecho al voto, posteriormente, el
día 4 de julio de 1954 se tiene, por primera vez en nuestro país, una mujer

2
H. CONGRESO DEL ESTADO DE MICHOACÁN DE
OCAMPO
SEPTUAGÉSIMA PRIMERA LEGISLATURA

electa como Diputada al Congreso de la Unión, recayendo esta distinción en


Aurora Jiménez Palacios, quien a partir de entonces se volvió referente de la

causa femenina por mejores condiciones de igualdad en lo político y

electoral.

La presencia de las mujeres en el espacio público, desde mediados del

siglo XX, no sólo le ha aportado a la política mexicana una visión y una

sensibilidad distintas, sino que ha venido a completar y enriquecer las formas


de participación social y electoral dentro del sistema democrático.

Por todo esto, compañeras y compañeros legisladores, resulta extraño

e inconcebible que Laura Elena Ledesma Romo, Kattia Garza Romo, Mariana

Ivette Ezeta Salcedo, Carolina García Cañón, Ana María Rojas Ruiz, Yulma
Rocha Aguilar, Anel Patricia Nava Pérez y Olga Luz Espinosa Morales,

integrantes de la LXI Legislatura de la Cámara de Diputados, pertenecientes

a cuatro partidos políticos, al cabo de la Primera Sesión Ordinaria de la


misma hayan solicitado licencia al cargo de Diputadas Federales, con el

propósito de que sean los Diputados Suplentes de la fórmula,

coincidentemente hombres, quienes se hagan cargo de la representación

política que los electores de sus distritos confirieron a ellas y no a ellos.

En primer término, esto que parece constituir una peculiar maniobra

política, quizás amparada en acuerdos discrecionales de partido o en


convenios de carácter interpersonal, entraña una contradicción de principio
por tres razones: en primer lugar, porque este procedimiento de remplazo

de las mujeres en la Cámara de Diputados, con o sin su consentimiento,

niega en la práctica la eficacia del principio de equidad de género en la


representación política del país; en segundo lugar, porque en el poder que
dicta las leyes de la República, no se debería tolerar que una maniobra como

3
H. CONGRESO DEL ESTADO DE MICHOACÁN DE
OCAMPO
SEPTUAGÉSIMA PRIMERA LEGISLATURA

esta entorpezca el imperio pleno y transparente del Derecho Electoral y, en


tercer lugar, porque no es ético ni congruente con los intereses de los

electores, el que se les ponga como Diputados Propietarios en funciones a

personajes por los que en sentido estricto no emitió su voto.

El camino ha sido largo, arduo y lastimoso, ha tenido batallas difíciles,

tanto en lo personal como en lo público de la vida de aquellos que las han

experimentado, pero gracias a ello, hoy se considera civilizado pensar que el


hombre y la mujer tenemos los mismos derechos, por ello,

independientemente de las lecturas políticas sobre este hecho, es


inadmisible que por casos como este, se retroceda en las conquistas

históricas de las mujeres mexicanas, se debilite el principio de la equidad de

género en la representación política del país y se prive a nuestra democracia


de lo que representamos las mujeres en términos de cultura, visión histórica

y sensibilidad social.

Por todo esto, y con base en el Artículo 10, Fracción II, y en el Artículo

118 de la Ley Orgánica y de Procedimientos del Congreso del Estado,

sometemos a la consideración de esta Honorable Representación Popular, la

siguiente propuesta de

ACUERDO

PRIMERO.- Se exhorta a los diputados integrantes de la LXI Legislatura de la

Cámara de Diputados del Congreso de la Unión a que al razonar su voto

nieguen las solicitudes de licencias indefinidas requeridas por algunas


integrantes de la misma.

4
H. CONGRESO DEL ESTADO DE MICHOACÁN DE
OCAMPO
SEPTUAGÉSIMA PRIMERA LEGISLATURA

SEGUNDO.- Se exhorta a los tres niveles de gobierno en seguir trabajando

por lograr la equidad a través de acciones afirmativas, que permitan que las

mujeres puedan ejercer sus derechos políticos pasivos.

TERCERO.- Se exhorta a las dirigencias de los Partidos Políticos con

presencia nacional y local a que, en cumplimiento a su naturaleza, trabajen


por mejorar las condiciones de equidad en la elección y designación de los

que han de ser candidatos en las elecciones próximas, así como, mantener
los mínimos que en tratándose de cuotas de género, se han logrado hasta la

fecha, para el efecto.

CUARTO.- Se exhorta respetuosamente a las Legislaturas de las demás

Entidades Federativas a sumarse al presente Punto de Acuerdo con la


urgencia que éste reviste, turnando a la brevedad posible su resolución a las

instancias que corresponda.

Palacio del Poder Legislativo a los 14 días del mes de septiembre de

dos mil nueve.---------------------------------------------------------------------

5
H. CONGRESO DEL ESTADO DE MICHOACÁN DE
OCAMPO
SEPTUAGÉSIMA PRIMERA LEGISLATURA

DIP. MARÍA MACARENA CHÁVEZ FLORES

DIP. FRANCISCO JAVIER MORELOS BORJA

Las firmas que obran en la presente hoja, pertenecen y forman parte integral del Punto de Acuerdo presentado por los diputados
María Macarena Chávez Flores y Francisco Javier Morelos Borja integrantes del Grupo Parlamentario del Partido Acción Nacional en relación a
la solicitud de licencia indefinida presentada por diversas diputadas integrantes de la LXI Legislatura de la Cámara de Diputados en el
Congreso de la Unión.