Está en la página 1de 10

OCTAVO MODULO.

LAS SUCESIONES.

I. INTRODUCCION: La rama del derecho llamada derecho hereditario, sucesorio o simplemente sucesiones, regula las consecuencias que se producen con la muerte,
tales como la designación de herederos, la transmisión del patrimonio y la forma en que esta ha de hacerse. No eran objeto de transmisión los derechos políticos ni los
derivados del derecho de familia (provenientes del matrimonio, patria potestad, o tutela en cambio casi todos los derechos patrimoniales son transmisibles por
herencia). En Roma se podían transmitir todos los derechos reales, exceptuándose el usufructo, uso y habitación. Y, casi todos los derechos personales o de crédito
con excepción de los nacidos del mandato, sociedad y locatio conductio operarum, así como las obligaciones nacidas del delito.

II. CONCEPTO DE SUCESION UNIVERSAL MORTIS CAUSA. Es la transmisión a uno o varios herederos de un patrimonio perteneciente a un difunto. La herencia es una
transmisión universal, porque el heredero no recibe cosas particulares sino la totalidad del patrimonio o una cuota de este por lo cual también debía responder por las
deudas como lo hacía su antecesor.

III. DELACION DE LA HERENCIA. VIAS DE SUCESION. La delación es el llamamiento a los herederos el cual se podía efectuar de diferentes formas.

- TESTAMENTARIA. Por la voluntad del causante conforme a lo establecido en su testamento


- LEGÍTIMA O AB INSTESTADO. A falta de testamento la ley suplía la voluntad del causante estableciendo quienes eran los herederos y como debía repartirse la herencia .
IV. SUCESION LEGÍTIMA. Esta tenía lugar cuando no había testamento, o cuando habiéndolo no fuera valido o el heredero testamentario no quisiera o no pudiera
aceptar la herencia. Esta quedó consagrada en el derecho romano antiguo en la legislación de la XII Tablas, y posteriormente fue recogida por el Pretor, y también por
el derecho imperial, terminado con la reglamentación que hizo Justiniano.
 Sucesión legitima en el derecho antiguo: Las XII Tablas disponían que si el causante moría sin haber dejado testamento se llamara en el siguiente orden a los
herederos.
- Primero a los heredes sui o descendientes del de cuius (difunto) que estuvieran bajo la patria potestad de éste al momento de su muerte incluyendo a los póstumos
(nacidos después de muerto el causante.
- La mujer del difunto, que hubiera entrado a la familia por una conventio in manun (o sea lugar de hija, loco filiae).
- La nuera in manu.
- El de nieta (loco neptis).

Dentro de los herederos del mismo grado la división del patrimonio se hacía por cabezas; y los de grados distintos se repartían primero por estirpes y dentro de cada estirpe por
cabezas. Ejemplo:

1
En primer lugar El de cuius X tuve 3 hijos, A, B, C, a su muerte lo sobreviven A, B; C ya había fallecido dejando dos hijos C1, C2, también bajo la potestad de X, entonces A, B, C1, C2,
son los herederes sui, A y B como hijos; y C1 y C2 como nietos. Entonces A y B, le pertenece un tercio, Y el tercio de C, le corresponde en partes iguales a C1 y C2.

En segundo lugar si no habían “herederos suyos” la herencia se ofrecía a los próximos agnados (parentesco civil no de sangre) excluyendo el más cercano al más remoto. Si el
agnado más próximo no aceptaba la herencia esta no se ofrecía al siguiente, sino en tercer lugar se llamaba a la gens.
 Sucesión legitima en el derecho honorario, bonorum possessio sine tabulis o ab intestado. La ordenada por el Pretor llamaba a los siguientes herederos:
- En primer lugar a los liberi o sea descendientes del difunto tanto los sui como los que lo hubieran sido de no haber salido de la familia siempre que no estuvieran bajo la
patria potestad de otro, también quedaban incluidos los emancipados.
- En segundo lugar el Pretor llamaba a los legitimi, que eran lo agnados.
- En tercer lugar a los cognados.
- En cuarto lugar al conyugue supérstite.

 Sucesión legitima en el derecho imperial, Los senadoconsultos Tertuliano y Orficiano continuaron la tendencia iniciada por el Pretor de incluir a los cognados tomando
en cuenta el parentesco de sangre que no tuvo mayor relevancia en el antiguo derecho civil, de tal forma Tertuliano le dio derechos a la madre en la sucesión de los
hijos; y Orficiano le otorgó este derecho a los hijos en relación con la sucesión de la madre. Por su parte las Constituciones Valentiniana aceptó la concurrencia de los
nietos nacidos de una hija premuerta; y la Anastasiana, llamaba a los hermanos y hermanas emancipados a la sucesión de un hermano fallecido.

 Sucesión legitima en el derecho justinianeo, aquí se sustituyó de forma definitiva a la agnación por la cognación equiparando a hombres y mujeres al tomar el
parentesco por ambas líneas. Estableciendo cuatro órdenes de herederos:
- En primer lugar a los descendientes, a falta de estos
- En segundo lugar al padre, la madre y demás ascendientes o a los hermanos carnales.
- En tercer lugar, los medios hermanos,
- En cuarto y último lugar a los demás colaterales.
- No se mencionaba al conyugue supérstite, sin embargo en la novela 53 se incluyó a la viuda o viudo si no se hubiera divorciado y a falta de los demás familiares.
- También en la novela 89 se incluyó a los hijos naturales y a la concubina concediéndoles una sexta parte de la herencia a condición de que no hubiere viuda ni
descendientes legítimos, en cuyo caso solo tendrían derecho a una pensión alimenticia.

 Sucesión legitima del liberto, esta fue objeto de una reglamentación especial (gayo 3, 39-54)

- En las XII Tablas disponía que si el liberto moría intestado la herencia pasara a los heredes sui y de no tenerlos pasara al patrono, a sus descendientes, a sus agnados más
próximos, o a los gentiles del patrono

2
- El Pretor, dispuso: en primer lugar a sus descendientes; segundo lugar al patrono y a sus agnados y gentiles; tercer lugar a los cognados del liberto; cuarto lugar a los
demás familiares del patrono no incluidos en el segundo lugar; quinto lugar al patrono del patrono; sexto lugar al viudo o la viuda; séptimo lugar, a los cognados (línea
femenina de sangre) del patrono.

- Justiniano, fijo el siguiente orden: En primer lugar los descendientes del liberto; segundo lugar el patrono y sus parientes; tercer lugar los cognados del liberto; cuarto y
último lugar el conyugue superviviente.

V. SUCESION TESTAMENTARIA. EL TESTAMENTO. Esta es aquella mediante la cual el De Cuius instituía a su heredero o herederos y disponía de sus bienes para después
de su muerte, y se hacía a través del testamento el cual era un acto jurídico solemne. En el testamento se podían incluir otras disposiciones tales como, legados,
fideicomisos, manumisiones, y nombramientos de tutores y de curadores. El heredero testamentario no solo sucedía al causante en sus derechos sino también en sus
relaciones sociales y religiosas. La sucesión testamentaria y el Testamento para su estudio se divide en: Testamento en el derecho antiguo; la Bonorum possessio del
derecho honorario, y las formas de testamentos del Derecho Imperial y de Justiniano.

a) SUCESION TESTAMENTARIA EN EL DERECHO ANTIGUO: El derecho antiguo reconoció tres formas testamentarias, siendo estas:

1. Testamento Calatis comitiis: Este era el que el paterfamilia hacia en tiempos de paz frente al comicio curiado (convocados por los magistrados para aprobar leyes) el cual
se reunía para este fin, dos veces al año y era presidida siempre por el máximo pontífice.

2. Testamento in procinctu, (testamento militar) Se realizaba en tiempos de guerra frente al ejercito.

3. Testamento per aes et libram (testamento mancipatorio) consistía en venta ficticia que se realizaba a través de la mancipatio frente al libripens y cinco testigos, por medio
de la cual el testador mancipaba sus bienes a favor de un tercero llamado familiae emptor o comprador del patrimonio (figura parecida al ejecutor testamentario o
albacea), al mismo tiempo designaba a su o sus herederos y daba instrucciones de cómo debía repartir su herencia. El familiae emptor recibía los bienes en calidad de
custodio para disponer después de ellos conforme la voluntad del testador.

b) SUCESION TESTAMENTARIA EN EL DERECHO HONORARIO (Bonorum possessio secundum tabulas) El pretor redujo las formalidades exigidas en el derecho civil es así
como aparece el testamento pretorio que consistía en un documento en el cual debía consignarse la designación de herederos y sello de siete testigos ya no se exigía
el rito de la mancipatio. Este tenía la excepción doli frente al heredero civil intestado que reclamara la herencia.

c) SUCESION TESTAMENTARIA EN EL DERECHO IMPERIAL Y JUSTINIANEO, aparece un documento redactado por escrito que debía llevar la firma del testador y la de siete
testigos con sus sellos, el cual debía redactarse el mismo día y en un solo acto, y se dividía en:

3
1) Testamento Tripertitum, Justiniano denominó asi a este testamento por su triple origen, ya que tomó del derecho antiguo la necesidad de testigo y de realizarse en un
solo acto; del derecho honorario los sellos y el numero de los testigos y de las constituciones imperiales el requisito de la firmas del testador y testigos.
2) Testamento nuncupativo, este era oral y se otorgaba frente a siete testigos que debían oír la voluntad del testador.

3) Testamentos públicos, se conoció en el derecho preclásico bajo dos formas distintas:


- Testamento apud acta conditum, se realizaba en forma oral frente a autoridad que posteriormente levantaba acta respectiva.
- Testamento principi oblatum, se hacía por escrito y era depositado en los archivos imperiales.

4) Testamentos especiales, porque atendiendo a diferentes circunstancias aumentaron o disminuyeron las formalidades o tenían características específicas para celebrar
este acto.

- Entre los que aumentaron las formalidades estaban: El otorgado por el analfabeto en el cual además de los siete testigos debía firmar un octavo que suplía la firma del
testador: El otorgado por el ciego, que además de ir acompañados de los siete testigos debía hacerlo en forma verbal ante un oficial publico –tabularius-

- Entre los que disminuyeron las formalidades estaban: El realizado en tiempo de peste, aquí no se exigía la presencia simultánea de los testigos para evitar el contagio. El
confeccionado en el campo, solo se requería de cinco testigos. El del padre a favor de sus hijos, el cual podía hacerse en forma oral ante dos testigos o por medio de un
documento ológrafo (escrito por el propio testado) del testador.

- Testamento Militar, pues desde el derecho antiguo estuvo regido por normas de excepción tanto de forma pues bastaba que el testador se manifestara de forma clara, así
como del contenido ya que no obstante estudiamos nadie podía morir en parte testada y parte intestada, en esta clase de testamento si era permitida y la parte intestada
podía abrirse a la sucesión legitima o ab intestato.

d) CAPACIDAD PARA TESTAR Y PARA SER INSTITUIDO EN UN TESTAMENTO. (Testamenti factio) Está solo la tenían los ciudadanos romanos. Y se dio la siguiente división.

1) Testamenti Factio Activa, solo la poseían los ciudadanos romanos siu iuris que gozaban de plena capacidad jurídica, no así los impúberes, los pródigos; y los locos solo la
tenían en momentos de lucidez. La mujer siu iuris necesitaba de la autorización del tutor para poder testar. Los alieni iuris por estar sometidos a patria potestad y no
tener bienes propios, sin embargo se le permitió testar sobre su peculio castrense ( bienes adquiridos por el alieni iuris) y cuasicastrense q ue se refiere a las adquisiciones
de los altos funcionarios, los eclesiásticos o las donaciones recibidas por el emperador y la emperatriz. La Testamentari factio activa debía existir desde el momento en que
se otorgaba testamento hasta la muerte del testador. También se conoció el postliminium que operaba para el testamento del ciudadano romano cautivo de guerra; y si
moria en cautiverio se hacia la ficción de testamento hecho en ultimo momento de libertad reconociéndolo como válido.

4
2) Testamenti factio passiva, esta la tenían todos los ciudadanos romanos, pero la ley vocontia de 169 a.C limitó la capacidad de las mujeres al prohibir que fueran instituidas
como herederas por los ciudadanos de primera clase del censo que eran los mas ricos, esta cayó en desuso en la época imperial. Tampoco se permitió la institución de
personas inciertas (al primero que pase frente a su casa). En el Derecho antiguo tampoco se permitió que se instituyera a personas jurídicas, salvo el Estado Romano, y
fue hasta el cristianismo que se permitido instituir a la iglesia, de los pobres, de comunidades religiosas, de fundaciones pias (cumplimiento de tareas caritativas) y de
municipios. También se podía instituir como herederos a los esclavos –propios- al mismo tiempo se le manumitía; y a los ajenos siempre que su dominius quien era el que
recibía la herencia tuviera la testamenti factio passiva. Y, ésta debería existir en tres momentos diferentes al otorgarse el testamento, cuando ocurría la muerte, y al
aceptarse la herencia.

e) CONTENIDO DEL TESTAMENTO: En primer lugar la institución de heredero, que era el elemento esencial del testamento romano, tan importante que se le llamo la
base y fundamento del testamento. Además en el testamento podía contener otras disposiciones tales como; manumisiones y nombramiento de tutor y curador, así
mismo también podía contener legados y fideicomisos.

1) Institución de heredero, en el derecho antigua debía hacerse de forma solemne y usando determinadas palabras, en el derecho clásico se permitió que se hiciera
libremente. El heredero debía ser instituido por la totalidad de la herencia o por una cuota de ella, y no en relación con cosas determinadas pero si así se hacía era válida.
Por su parte si era solo un heredero se le consideraba universal y si concurría con otros coherederos se consideraba que adquiera solo una cuota. Esta institución de
heredero podía ser a término o condición situación que no fue permitida porque contrariaban el principio de que el heredero una vez instituido era heredero. Tampoco
era necesario que el testador instituyera como herederos a los miembros de su familia.

2) Sustituciones, es una institución de heredero sujeta a una condición suspensiva, en la cual se nombraba a un heredero sustituto en caso que el originalmente instituido no
llegara a heredar. En el derecho clásico se dieron dos clases de sustitución y posteriormente en el derecho justinianeo se agrego uno tercera siendo estas
respectivamente:
- Sustitución vulgar, se instituida un heredero sustituto previniendo que el originalmente instituido no pudiera heredar.
- Sustitución pupilar, al instituir como heredero a su hijo impúber, el padre también designaba al heredero de éste, para el caso en que el hijo muriera antes de llegar a la
pubertad, y por lo tanto sin poder hacer testamento.
- Sustitución cuasipupilar, en este se nombraba sustituto para el hijo loco, pues aunque llegará a la pubertad, muriera sin otorgar testamento por no haber recobrado la
razón.

f) NULIDAD DEL TESTAMENTO, el testamento podía ser nulo desde un principio cuando no tuviera la testamenti factio, cuando no se hubiera observado la forma exigida
o cuando adoleciera de algún defecto en su contenido, si faltare la institución de heredero, o si al hacerla se hubiera pasado por alto a un hijo sin instituirlo o
desheredarlo de forma expresa. Además un testamento válido en su origen podía ser invalidado posteriormente por las causas siguientes:
- Por capitis diminutio del testador.-.
- Porque ningún heredero instituido llegara a adquirir la herencia.

5
- Por nacimiento de un postumus sus, que no hubiera sido tomado en cuenta ya fuera para instituirlo o para desheredarlo.

g) REVOCACION DEL TESTAMENTO: El autor de un testamento podía revocarlo en cualquier momento antes de su muerte y para ello se establecieron distintas formas
tales como:

1) En el derecho civil, se consideró que el otorgamiento de un nuevo testamento revocaba el anterior.

2) En el derecho honorario, la destrucción intencional del testamento hecha por su autor era considerada como la revocación del mismo.

3) En el derecho de Justiniano, se aceptó que el testador revocara expresamente el testamento frente a tres testigos.

VI. CODICILO. Aparece en la época de Augusto cuando un famoso general que murió en el extranjero le pidió al emperador que si su testamento no valía como tal, se
cumpliera de cualquier forma las disposiciones fideicomisarias consignadas en el mismo, el emperador accedió a tal solicitud y es así como nace el codicilo. A partir de
ahí fue frecuente que las personas agregaran a su testamento la clausula codicilar a efecto de que los fideicomisos conservaran su eficacia. El codicilo junto al
testamento era una disposición causa mortis e igualmente necesitaba de la testamenti factio, se hacía por escrito, muchas veces en forma de carta. Podía existir anexo
a un testamento en este caso recibía el nombre de codicilo confirmado y podía tener legados, manumisiones, fideicomisos, nombramientos de tutor y curador; o bien
existía por sí solo, en este caso solo podía contener fideicomisos. En ninguno de los dos casos podía contener la institución de herederos o consignar desheredaciones.

VII. SUCESION CONTRA EL TESTAMENTO. No obstante existió el principio liberal en materia testamentaria en roma, también fue necesario poner límites a tal principio con
el objeto de proteger los parientes más cercanos que en ocasiones sufrían de violaciones las cuales podrían dar origen a la sucesión contra testamento o forzosa, que
provocaba la modificación del testamento y a veces su anulación, debiendo en consecuencia aplicarse la sucesión legitima o intestada. Por lo anterior estudiaremos la
sucesión contra el testamento desde los siguientes épocas siendo estas:

a) SUCESION CONTRA EL TESTAMENTO EN EL DERECHO ANTIGUO. En este derecho se consagró la libertad testamentaria congruente con la autoridad del paterfamilia, y
carácter individual del derecho romano, no obstante también se establecieron reglas para la desheredación de un suus, quienes al final no siempre eran perjudicados
porque se le podía beneficiar con un legado, el objeto de desheredar a los demás con derecho a suceder radicó en que preferían dejar un heredo universal que
regularmente era el hijo mayor, quien a su vez debía encargarse de la familia y seria el nuevo paterfamilia. Para desheredar a un hijo debía hacerse, expresamente y
nominarlo, pues de no hacerlo así podría originar la anulación o modificación del testamento, de igual forma sucedía esto si se daba la preterición del mismo. La
preterición de los demás sui no anulaba el testamento. Otra forma de anular el testamento era la preterición de un postumi sui (hombre o mujer) de cualquier grado.

b) SUCESION CONTRA EL TESTAMENTO EN EL DERECHO HONORARIO (Bonorum possessio contra tabulas –pretor concede la herencia en contra de lo que dice
testamento). Aquí se aumenta a las personas que debe ser desheredadas de forma expresa, incluyendo entre estas a:

6
- Los Sui (herederos domesticos) y los emancipados (los liberi) es decir el grupo que integraba el primer orden de herederos del derecho sucesorio pretorio.
- Los liberis varones en forma individual y nominatim; y las mujeres en forma global.
- La preterición de un heres suus provocaba la anulación del testamento
- También se reglamento la sucesión forzosa otorgada al patrono del testador, que consistía en dejar al patrono o sus hijos al menos la mitad de los bienes.

c) SUCESION CONTRA EL TESTAMENTO EN EL DERECHO IMPERIAL. En esta época se protege ya los parientes más cercanos al establecer que debía destinarse por lo
menos una porción de la herencia para ellos y así cumplir con el offcium pietatis (deber familiar) no cumplirse con esto el testamento podía impugnarse por inoficioso.
Podían iniciar la querella los descendientes, ascendientes, hermanos y hermanas, pero si el testador les hubiere dejado cuando menos una cuarta parte de cuota que
les hubiera podido corresponder en la sucesión intestada a la cual se le llamó porción legitima o simplemente legitima.

d) SUCESION CONTRA EL TESTAMENTO EN EL DERECHO JUSTINIANEO. En este derecho se introducen cambios a la legítima, siendo estas:
1) Que todas las desheredaciones se hicieran en forma individual.
2) Se incrementó la cuota a un tercio, si los herederos no pasaban de cuatro; y a la mitad si eran más.
3) Redujo la porción debida al patrono de la mitad a un tercio de la herencia del liberto.
4) Finalmente, sistematizo y unifico las reglas relativas a la sucesión forzosa, haciendo las siguientes reformas.
- Suprimió la desheredación es decir que los descendientes y ascendientes que tuvieran derecho a la sucesión intestada no podían quedar excluidos a menos que hubieran
incurrido en algunas de las causas establecidas en la constitución.
- Si el heredero era privado de la legítima sin mencionarse causa tenia la querella para impugnar el testamento. Y, si recibía menos de lo que por ley le correspondía tenía
como recurso la actio ad sipplendam (acción contra la cuota insuficiente).

VIII. ADQUISICION DE LA HERENCIA. DIFERENTES CLASES DE HEREDEROS. La adquisición de la herencia era distinta, según la clase de herederos, tal como se regula en los
siguientes casos:

a) HEREDEROS DOMESTICOS (SUI) O ESCLAVOS PROPIOS MANUNITADOS: (ambos herederos necesarios) Estos adquirían la herencia de forma automática sin necesidad de
expresar su voluntad y aun en contra de ella, ya que no podían rechazarla o repudiarla. Lo cual podía perjudicarles debido a que si la herencia acarreaba deudas tenían
que responder hasta con sus propios bienes. Pero a tal situación se crearon dos excepciones siendo estas:

1) Los domésticos (sui) el pretor les concedía el beneficium abstinendi, para que se abstuviera de la herencia y no responsabilizarse de las deudas.

7
2) Los Esclavos, se les concedió el beneficium separationis, para lograr la separación de los bienes hereditarios de los que él llegara a adquirir después de su manumisión,
pero no podía abstenerse de la herencia.

3) Herederos extraños o voluntarios, (aquí estaba incluido el resto de personas que tenían la calidad para heredar) podían aceptar o rechazar libremente la herencia, y la
adquirían a través de un acto de aceptación llamado adición de la herencia.

IX. PROTECCION PROCESAL DEL HEREDERO. Para proteger los derechos hereditarios según el derecho civil y honorario se contaba con algunas acciones siendo estas:

a) EN EL DERECHO CIVIL, la acción se llamaba hereditatis petitio, con el objeto de pedir que se le reconociera como heredero o se la entregara la herencia, se ejercía en contra
de quien afirmara ser heredero o poseyera uno o varios de los bienes hereditarios.

b) EN EL DERECHO PRETORIO, quienes habían obtenido el bonorum possessio contaban con el interdictum quórum bonorum para pedir la herencia.

X. HERENCIA YACENTE (hereditas iacens). Durante el lapso de tiempo que transcurre entre la muerte del causante y la adquisición de la herencia por parte del heredero,
la herencia queda sin titular, en consecuencia se decía que ésta estaba dormida o yacía. Por tal razón fue considerada como res nullius (cosa de nadie) dando opción a
la usucapio pro herede, que consistía en que una persona podía posesionarse de los bienes hereditarios si el heredero no había tomado real posesión. Finalmente
Justiniano, reconoció a la herencia yacente como persona jurídica.
XI. HERENCIA VACANTE (bona vacantia). Era aquella que definitivamente quedaba sin titular porque no habían herederos y los bienes vacantes pasaban al Erario público.

XII. EL LEGADO. Es una liberalidad (es toda disposición patrimonial hecha por una persona, que no está obligada a ello, a favor de otra, sin que medie una
contraprestación.) a cargo de la herencia dispuesta en el testamento a favor de persona determinada legatario, concediéndole ciertas cosas o derechos, el cual podía
estar sujeto a condición, término o modo. El legatario solo se podía designar por testamento o codicilo confirmado. El legatario recibía a título particular y no
respondía de los gravámenes. El legatario debía poseer la testamenti factio passiva.

a) DIFERENTES CLASES DE LEGADOS: Según la forma usada y los efectos deseados aparecieron diversas clases de legados siendo estos:
1) Legado per vindicationem: (doy y lego) Por medio de este se transfería al legatario la propiedad quiritaria del objeto por lo tanto se convertía en titular de un derecho
real. También se podía legar por vindicación el usufructo y la servidumbre predial.

8
2) Legado per demnationem. (que el heredero esté obligado a transmitir) Por medio de este se obligaba al heredero frente al legatario dando lugar a un derecho de
crédito tutelado por una acción personal. Podían ser objeto de este legado no solo las cosas propiedad del testador, sino también del heredero o de un tercero las
cuales debía adquirir pero si el dueño se negaba a vender o pedía un precio excesivo el heredero se liberaba dándole al legatario el valor de la cosa.

3) Legado sinendi modo. (que mi heredero quedé obligado a permitir). Otorgaba un derecho de crédito al legatario y el heredero tenía la obligación de permitir que
aquel de dispusiera de la cosa legada. Se utilizó para hacer respetar un derecho que el legatario venía ejerciendo como una servidumbre.

4) Legado per praeceptionem. (el legatario podía apoderarse con preferencia). En este se autorizaba al legatario que era uno de los herederos a tomar algo de la
herencia antes de su división y con preferencia a los demás. Con Justiniano se unificó el régimen del legado dándoles a todos el mismo tratamiento y protegiéndolos
con una acción real o una personal. Asi el legado confería un derecho real o uno de crédito.

b) ADQUISICION DEL LEGADO: Esta dependía de la adquisición de la herencia, es decir si los herederos eran necesarios adquirían automáticamente en consecuencia el
legatario adquiría de igual forma. Si los herederos eran extraños que debían hacer la adición, el legatario con la delación solo adquiría una expectativa del derecho. En
este caso habían dos momentos o plazos uno el dies cedens que era la delación que otorgaba un derecho condicionado; y el dies veniens cuando legatario adquiría el
legado al cumplirse la condición, que era la aceptación de la herencia por parte del heredero.

c) INVALIDEZ DEL LEGADO: En primer caso, la eficacia del legado dependía de la del testamento. Pero además el legado podía ser invalido por sí solo, en los siguientes
casos:

1) Desde un principio, por no respetarse las formalidades exigidas, eje. El legatario no tenía la testamenti factio passiva; el legado era imposible o inmoral; se legara una cosa
fuera del comercio.

d) Valido desde el inicio, pero podría ser invalidado posteriormente, cuando el testador lo revocaba o legatario fallecía antes del dies cedens (cuando legatario adquiría el
legado al cumplirse la condición, que era la aceptación de la herencia por parte del heredero).

e) RESTRICCIONES A LOS LEGADOS. Debido a que en ocasiones el testador designaba abundantes o muchos legados, con lo cual se perjudicaba a o los herederos ya que
solo recibían lo que resultaba después de haber cumplido con los legados, en ocasiones preferían repudiar la herencia. Pare evitar esto y conservar la validez del
testamento se crearon leyes para restringir la capacidad de legar, siendo estas.

1) Ley Furia testamentaria, dispuso que ningún legado podía exceder de 1000 ases.

9
2) Ley Voconia, prohibió que el legatario recibiera una cantidad mayor a la del heredero o herederos en total, sin embargo con esta leyes no se prohibió que el testador
hiciera tantos legales pequeños quisiera gravando excesivamente la herencia.
3) Ley Falcidia, esta reglamentó definitivamente que nadie podía legar mas de las tres cuartas partes de la herencia reservando de esta forma una cuarta parte para el
heredero. Si no se respetaba la cuarta parte, los legados se reducían en forma proporcional y si habían varios herederos todos tenían derecho a su cuarta.

XIII. EL FIDEICOMISO. Se creó para favorecer a personas que no tenían la testamenti factio passiva y consistía en que una persona fideicomitente hacia una súplica a otra
el fiduciario para que entregara algo a una tercera fideicomisario, y se reguló por las siguientes condiciones:
a) Formas: Podía hacer oralmente o por escrito en el testamento aunque era más usada la práctica de hacerlo en el codicilo.
b) Forma de cumplimiento: Inicialmente no tuvo sanción legal su entrega dependía de la buena fe del fiduciario. En época de Augusto ya se autoriza a los magistrados a
intervenir para asegurar su cumplimiento. Posteriormente se podía reclamar su cumplimiento a través de un procedimiento extraordinario.
c) Plazo: Podía hacerse para un plazo determinado, y también podía hacerse por sustitución fideicomisaria, es decir se podía instituir fideicomisarios sucesivos de manera
que se favoreciera a uno y después de cierto tiempo a otro.
d) Clases: Particular, recaía sobre objetos determinados. Y, Universal, podía incluir toda la herencia o una parte de la misma.

XIV. DONACION MORTIS CAUSA. Era una transmisión de bienes por acto de última voluntad, se hacía ante el temor de un peligro para el donante y cobraba efecto si éste
moría, pero si eludía el peligro o el donatario fallecía la donación quedaba anulada. Esta donación carecía de formalidades y no era necesario consignarla en un
testamento. Con el tiempo también se le aplicó las limitaciones impuestas por la cuarta falcidia y la posibilidad de ejercer la querella para solicitar la anulación de
donaciones excesivas….

10