Está en la página 1de 5

ENSAYO DEL LIBRO “CHAMBACÚ: CORRAL DE NEGROS.

Título

MADRES E HIJOS. UNA LUCHA DE FAMILIAS.

Autor

Nombre de la Institución
MADRES E HIJOS. UNA LUCHA DE FAMILIAS

Hablar de Chambacú significa, actualmente, dirigir la mirada hacia un terreno baldío

en el que, de vez en cuando, se realizan ciertos eventos culturales. En Chambacú, corral de

negros (1962) de Manuel Zapata Olivella, podemos observar muy claramente, una

exposición narrativa y un trabajo estético de esta problemática, pero el propósito que se

percibe de entrada es la subversión de esa imagen negativa y despectiva que siempre se ha

tenido de sus habitantes. En esta medida, Zapata Olivella nos muestra la historia desde el

otro punto de vista, la perspectiva de los negros que vivieron el rechazo, el maltrato, el

abandono y el desplazamiento por parte del gobierno: Chambacú no visto como un

problema.

En esta obra es muy relevante el tema de la relación y lucha entre madres solteras e

hijos, es bastante curioso que en las familias protagonistas de la obra no existe la figura

paterna. Tanto la Cotena, como Clotilde y la madre de Atilio, han criado a sus hijos solas,

dándole una crianza de aprendizaje donde les enseñan a luchar hasta lo último por ellas

como ellas lo hacen por ellos. Esto les pertenece a ellas, pues al llevarlos en su vientre los

sienten como parte de ellas mismas, y la muerte de un hijo para una madre, es como la

muerte de media vida para no decir que toda para ellas y, en consecuencia, sucede una total

crisis donde se sienten incompletas por la perdida de ellos.

Por ello, la relación madre-hijo se convierte en una lucha por la familia para que estos

no sean separados. Así lo deja ver la Cotena, quien no quiere alejarse de sus hijos; dejarlos

si dirección y no volver a saber de ellos, es para ella la mayor deshora a su hogar. Si no

tiene una casa en buenas condiciones, ni alimento, ella se conforma con tener a sus hijos,

quienes son para ella lo más valioso e importante, sin importar las necesidades materiales.

“si bien es cierto que tengo cuatro hijos, ninguno de ellos irá a la guerra. Antes de que los
maten extraños, prefiero apuñalarlos con mis propias manos y saber en qué sitio los

entierro. ¡Cobardes!” " Manuel, Zapata (Ed.). (1962). En Chambacú, corral de

negros (pág.36)”

En su momento, la madre se convierte en un apoyo para los hijos. Para Máximo es su

aliado más firme es su roca. Cuando la Cotena le quema los libros, el narrador dice que a

Máximo “Le dolía más la derrota filial que los libros y las revistas”, el ver que su madre

sufriera por él, por la actitud rebelde que siempre lo llevaba a la cárcel, y que por esto

madre e hijo tuvieran que separarse. La Cotena lo hace porque quiere a su hijo a su lado,

sano y salvo, lejos de las torturas de la policía: “¡Máximo, hijo mío! ¡Escúpeme! ¡Mátame!

Cometeré cualquier crimen con tal de que no te lleven a la guerra” " Manuel, Zapata (Ed.).

(1962). En Chambacú, corral de negros (pág.41)”

La Cotena sufre mucho por sus hijos, siempre está suplicante por ellos a la Virgen de la

Candelaria, buscando una intercesión milagrosa que no los aleje de ella. Parece ser éste el

último recurso que le queda porque en sus opiniones deja entrever que sus hijos se le han

salido de las manos, pero que quiere estar con ellos en lo que le queda de vida, y que sus

hijos no se comportaran así si hubieran tenido una figura paterna. Así se lo explica a

Máximo: “…Estoy vieja. Necesito de ti. Me siento cansada. ¿Sabes? Ustedes mis hijos me

han despedazado la vida. Yo hubiera querido tenerlos a todos bien criados. Si tu padre no

hubiera muerto de esa espuela de gallo, ustedes no estarían así Manuel, Zapata (Ed.).

(1962). En Chambacú, corral de negros (pág.158).

En conclusión al análisis de todo este tema relacionado a la familia específicamente, la

relación entre madres e hijos, podemos decir que esos tiempos de guerra y lucha por los

habitantes de chambacú, las madres solteras viven en una constante lucha para evitar que

sus hijos sean llevados a l guerra o tomen un mal camino a raíz de la opresión y el abuso de
poder de los altos mandos de las fuerzas publicas. El sentimiento de una madre hacia su

hijos es inigualable e indestructible y por ello, ellas buscan la manera de proteger a sus

hijos.
Referencias

Zapata Olivella, M. (1990). Chambacú, corral de negros .Bogotá: Rei Andes Ltda.