Está en la página 1de 8

¿Cuáles etapas conforman un

concurso de méritos?

(311) 547-0345

Todo concurso de méritos en Colombia se adelanta en cinco


etapas distintas que se suceden entre si: convocatoria,
reclutamiento, pruebas, lista de elegibles y periodo de prueba. 

La convocatoria es el acto administrativo a partir del cual se


comunica a los aspirantes el inicio del concurso de méritos, así
como las reglas que lo regularán. En esta norma se establece el
número de empleos y el tipo de cargos que serán llamados a
concurso, la forma en que deben presentarse los documentos, las
fechas de inscripciones, las reclamaciones que proceden en cada
etapa, las pruebas a aplicar y su valor porcentual y las pruebas
que serán eliminatorias. La importancia de la convocatoria radica
en que ésta constituye la hoja de ruta a seguir tanto para la
entidad que convoca al concurso de méritos, como para la que lo
opera (Instituciones de Educación Superior Públicas y Privadas) y
especialmente para los concursantes. Todo acto de las entidades
que convocan o que operan un concurso de méritos, que sea
contrario a la convocatoria, es suceptible de ser controvertido por
los concursantes por la vía administrativa, a partir de las
reclamaciones que se surten dentro de cada proceso de selección
y por la vía judicial, ante los jueces contencioso administrativos. 

Las convocatorias que pertenezcan al Régimen General de


Carrera y al Régimen Específico de Carrera son suscritas por la
Comisión Nacional del Servicio Civil, mientras que las
convocatorias que provengan de entidades que ostentan un
Régimen Especial de Carrera serán suscritas por el funcionario
que las presida.

Reclutamiento 
El reclutamiento es la etapa en la cual los ciudadanos se
inscriben al concurso de méritos, optando a un cargo específico.
En esta fase, la entidad que adelante el concurso de méritos,
recibe los documentos a través de una plataforma virtual. En los
concursos que administra la Comisión Nacional del Servicio Civil,
el proceso de inscripciones y cargue de documentos se hace
directamente en el sitio web que ha dispuesta esta entidad para
ello – simo.cnsc.gov.co -, en los concursos que pertenecen al
Régimen Especial de Carrera, la inscripciones y cargue de
documentos, se hacen en la página web que disponga cada
entidad.

Requisitos Mínimos
Una vez finalizan las inscripciones al concurso de méritos, la
Institución de Educación Superior que opere el concurso, procede
a verificar que los inscritos cumplan los requisitos mínimos del
cargo al cual han optado. Este proceso de verificación culmina
con la expedición de un listado de admitidos y no admitidos al
proceso de selección, siendo los segundos, aquellos casos en
que no se cumple con los requisitos mínimos exigidos. 

Quienes sean excluidos de un concurso de méritos, tienen el


derecho a reclamar en contra de esta decisión ante la Comisión
Nacional del Servicio Civil o ante las entidades que convoquen al
concurso, cuando se trata del Régimen Especial de Carrera. Una
vez resueltas las reclamaciones, se publica un listado de
admitidos definitivo, compuesto por las personas que pasarán a
presentar las pruebas.

Pruebas 
En la etapa de pruebas, la entidad que opera el concurso de
méritos, debe desarrollar una serie de instrumentos evaluativos,
que permitan clasificar a los aspirantes a un cargo determinado,
de tal forma que quien termine por ocuparlo, sea quien mayor
puntaje obtenga. Las pruebas que usualmente se aplican en los
distintos procesos de selección que adelanta el Estado, son las
siguientes:

 ‍Prueba de conocimientos: se trata de una prueba escrita


orientada a valorar los conocimientos técnicos y científicos de una
persona, de acuerdo a las necesidades del cargo que se está
convocando, es decir, de acuerdo a los conocimientos que debe
demostrar la persona que finalmente ocupe el cargo de carrera 
 ‍Prueba de competencias funcionales: esta prueba escrita, está
destinada e evaluar el saber-hacer de los aspirantes, es decir, lo
que el aspirante a un empleo determinado debe estar en capacidad
de realizar. Mientras que la prueba de conocimientos evalúa los
conocimientos que posee el aspirante a un cargo, la prueba de
competencias funcionales valora la capacidad de aplicación de
dichos conocimientos (saber-hacer). 

 ‍Prueba de competencias comportamentales: esta prueba


escrita, busca medir de forma objetiva, las variables psicológicas
personales de los aspirantes, comparándolas con las competencias
requerida por el empleo al cual se ha presentado cada uno, a la luz
de los valores institucionales y principios de la entidad pública que
convoca al concurso de méritos. 

 ‍Prueba de entrevista: esta prueba se realiza de forma oral y


presencial, buscando valorar habilidades, aptitudes y actitudes de
una persona en relación a las competencias que requiere el cargo
al cual se inscribió. Tiene la particularidad que no puede ser
eliminatoria, de acuerdo a la jurisprudencia del Consejo de Estado. 

 ‍Prueba de análisis de antecedentes: esta prueba consiste en la


asignación de un puntaje a la formación y experiencia de los
aspirantes, de conformidad con los documentos que aportaron al
momento de las inscripciones al concurso de méritos.

Las anteriores son las pruebas que en mayor medida se practican


en los concursos de méritos en Colombia, lo cual no obsta para
que se apliquen otro tipo de instrumentos de selección, ya que en
este punto las entidades que convocan al concurso de méritos
cuentan con discrecionalidad para definir esta parte. 
Una vez publicada cada prueba, los ciudadanos cuentan con un
término para interponer reclamaciones, el cual se encuentra fijado
dentro de la convocatoria al concurso de méritos. Dentro de este
lapso, los aspirantes pueden expresar los motivos de hecho y de
derecho, que consideren adecuados para sacar adelante unas
pretensiones, usualmente encaminadas a modificar el puntaje en
las pruebas. En el caso del Régimen General de Carrera, las
reclamaciones son resueltas directamente por la Comisión
Nacional del Servicio Civil. 

Si bien el artículo 31 de la Ley 909 de 2004 establece que las


pruebas que se apliquen tienen un carácter reservado, lo cierto es
que la Corte Constitucional ha considerado que esta reserva no
aplica para quien las presenta, por lo cual quien desee tener
acceso al material de pruebas debe solicitarlo a la Comisión
Nacional del Servicio Civil o a las entidades directamente, cuando
se trata de concursos dentro del Régimen Especial de Carrera
Administrativa.

Finalmente, las pruebas pueden ser eliminatorias o clasificatorias.


Las primeras son pruebas que si no se supera un puntaje definido
previamente en la convocatoria a concurso, no se podrá continuar
en el mismo. Las pruebas clasificatorias por el contrario, no
generan la exclusión del proceso de selección sino que suman
puntos dentro del mismo. 

Listado de elegibles
La cuarta etapa es la consolidación de un listado de elegibles.
Para el momento en que se aplican la totalidad de las pruebas, se
elabora un consolidado de los resultados según convocatoria. En
esta medida, quien obtenga la calificación más alta en la totalidad
de las pruebas, según el valor porcentual de cada una, será quien
finalmente ocupe el empleo de carrera que ha sido convocado. Si
para el mismo cargo se presentan varias vacantes, se debe
proveer los cargos que se hayan convocado, con el listado de
elegibles que se haya construido a partir del concurso de méritos.

Periodo de prueba y nombramiento


Finalmente, quienes hacen parte de la lista de elegibles, son
nombrados de acuerdo a los cargos que hayan sido ofertados en
estricto orden de mérito. Para ello se posesionan en el cargo y
son nombrados en periodo de prueba. Este periodo de prueba
dependerá del régimen de carrera dentro del cual se ecuentre el
concurso de méritos: cuando se trata de empleos que pertenecen
al Régimen General de Carrera, el periodo de prueba es de seis
(6) meses de conformidad con el artículo 31 de la Ley 909 de
2004; en los regímenes específico y especial de carrera, este
lapso dependerá de la norma que regula el sistema de carrera de
cada entidad. 

Terminado el periodo de prueba, quien sea competente en cada


entidad proveedora del cargo, evaluará el desempeño del
empleado. Si la valoración es satisfactoria, la persona debe ser
inscrita en el Registro Público de la Carrera Administrativa; por el
contrario si la calificación no es satisfactoria, el empleado será
declarado insubsistente.

El ciudadano nombrado en el Registro Público de la Carrera


Administrativa aquiere los derechos propios de los empleos de
carrera. La principal característica de este tipo de empleos es la
estabilidad, ya que los titulares de los cargos no pueden ser
retirados, salvo calificación no satisfactoria en el desempeño del
empleo, violación del regimen disciplinario y/o de las normas
penales, supresión del cargo y en los demás casos que determine
la ley. 

3.3. Concurso de
méritos
Mediante los concursos de méritos, se realiza la
contratación de consultores o proyectos en donde
se busque contratar la experticia e intelecto de
una persona o grupo de personas, en áreas
específicas.
Los concursos de méritos, como su nombre lo
indica, busca calificar la experiencia de los
proponentes, el cumplimiento de factores
objetivos legales y de capacidad financiera, y en
ese sentido no se toma como factor determinante
para la selección del contratista las ofertas
económicas. 

Se puede realizar mediante concursos abiertos o


la conformación de una lista corta o lista multiusos
de precalificación. Será siempre necesario
conformar una lista corta cuando la entidad
contratante no especifique la metodología exacta,
y el plan y cargas de trabajo para la ejecución del
contrato

Resulta importante resaltar que en esta modalidad


de selección el precio no es un factor de selección
del consultor, existiendo prohibición expresa al
respecto.