Está en la página 1de 4

INSTITUCIÓN EDUCATIVA CAMPESTRE SAN JOSÉ

Resolución de Aprobación. Nº 4570 del 22 de octubre de 2019


DANE 250006000891 NIT. 800.001.623-5

Español y literatura Grado Noveno 2020


Docente Hernán Bejarano
Estudiante Fecha Semana 1 20 al 24
abril
Competencia Lee y analiza textos de la literatura Hispanoamericana y otros tipos de textos,
disciplinar del primer teniendo en cuenta los elementos de análisis.
periodo.
EL BARROCO EN HISPANOAMÉRICA
¿Qué hemos estudiando hasta ahora?
 Literatura de precolombina
 Literatura de la conquista
 Literatura de la colonia
Ahora estudiaremos literatura barroca en Hispanoamérica.
Contexto (en el recuadro). Tomado de la cartilla español han bastado a que deje de seguir este natural
activo Santillana 9°. Página 40 impulso que Dios puso en mí: Su Majestad sabe
por qué y para qué; y sabe que le he pedido que
Durante los siglos XVI y XVII y bajo la orientación de los Reyes
Católicos, se construyeron en Hispanoamérica las bases de la apague la luz de mi entendimiento dejando sólo
estructura económica, social y política del periodo de la Colonia. lo que baste para guardar su Ley, pues lo
Para imponer la cultura española, desde la Conquista la corona demás sobra, según algunos, en una mujer; y
española organizo la educación en sus colonias semejante a la que
aún hay quien diga que daña. Sabe también Su
tenía en la Península, apoyo la fundación de colegios y universidades
para los criollos y centros educativos especializados para los
Majestad que no consiguiendo esto, he
indígenas. intentado sepultar con mi nombre mi
A todo esto, contribuyo la emigración de algunos españoles de letras, entendimiento, y sacrificársele sólo a quien me
escritores, pintores y arquitectos. Las ciudades de los virreinatos,
le dio; y que no otro motivo me entró en religión,
especialmente Lima y México, se convirtieron en centros donde se
producía una intensa actividad cultural, contaban con colegios y
no obstante que al desembarazo y quietud que
universidades, muchos viajeros v una clase aristócrata culta. pedía mi estudiosa intención eran repugnantes
Algunos hispanoamericanos que tuvieron la oportunidad de estudiar, los ejercicios y compañía de una comunidad; y
tenían conocimientos sobre Galileo, Descartes y Locke, sus ideas se después, en ella, sabe el Señor, y lo sabe en el
discutían en seminarios teológicos por fuera de las universidades
mundo quien sólo lo debió saber, lo que intenté
Lee el siguiente fragmento de Respuesta de en orden a esconder mi nombre, y que no me lo
la poetisa Sor Juana Inés de la Cruz a Sor permitió, diciendo que era tentación; y sí sería."
Filotea de la Cruz (…)
“El escribir nunca ha sido dictamen propio, sino
Prosiguiendo en la narración de mi inclinación,
fuerza ajena; que les pudiera decir con verdad: de que os quiero dar entera noticia, digo que no
Vos me coegistis. Lo que sí es verdad que no había cumplido los tres años de mi edad cuando
negaré (lo uno porque es notorio a todos, y lo enviando mi madre a una hermana mía, mayor
otro porque, aunque sea contra mí, me ha que yo, a que se enseñase a leer en una de las
hecho Dios la merced de darme grandísimo que llaman Amigas, me llevó a mí tras ella el
amor a la verdad) que desde que me rayó la cariño y la travesura; y viendo que la daban
primera luz de la razón, fue tan vehemente y lección, me encendí yo de manera en el deseo
poderosa la inclinación a las letras, que ni de saber, que engañando o, a mi parecer, a la
ajenas reprensiones --que he tenido muchas--, maestra, la dije que mi madre ordenaba me
ni propias reflejas --que he hecho no pocas--, diese lección. Ella no lo creyó, porque no era
INSTITUCIÓN EDUCATIVA CAMPESTRE SAN JOSÉ
Resolución de Aprobación. Nº 4570 del 22 de octubre de 2019
DANE 250006000891 NIT. 800.001.623-5

creíble; pero, por complacer al donaire, me la si cuando volviese a crecer hasta allí no sabía
dio. Proseguí yo en ir y ella prosiguió en tal o tal cosa que me había propuesto
enseñarme, ya no de burlas, porque la deprender en tanto que crecía, me lo había de
desengañó la experiencia; y supe leer en tan volver a cortar en pena de la rudeza. Sucedía
breve tiempo, que ya sabía cuando lo supo mi así que él crecía y yo no sabía lo propuesto,
madre, a quien la maestra lo ocultó por darle el porque el pelo crecía aprisa y yo aprendía
gusto por entero y recibir el galardón por junto; despacio, y con efecto le cortaba en pena de la
y yo callé creyendo que me azotarían por rudeza: que no me parecía razón que estuviese
haberlo hecho sin orden. Aún vive la que me vestida de cabellos cabeza que estaba tan
enseñó (Dios la guarde), y puede testificarlo. desnuda de noticias, que era más apetecible
adorno. Entréme religiosa, porque aunque
Acuérdome que en estos tiempos, siendo mi conocía que tenía el estado cosas (de las
golosina la que es ordinaria en aquella edad, accesorias hablo, no de las formales), muchas
me abstenía de comer queso, porque oí decir repugnantes a mi genio, con todo, para la total
que hacía rudos, y podía conmigo más el deseo negación que tenía al matrimonio, era lo menos
de saber que el de comer, siendo éste tan desproporcionado y lo más decente que podía
poderoso en los niños. Teniendo yo después elegir en materia de la seguridad que deseaba
como seis o siete años, y sabiendo ya leer y de mi salvación; a cuyo primer respeto (como al
escribir, con todas las otras habilidades de fin más importante) cedieron y sujetaron la
labores y costuras que deprenden las mujeres, cerviz todas las impertinencillas de mi genio,
oí decir que había Universidad y Escuelas en que eran de querer vivir sola; de no querer tener
que se estudiaban las ciencias, en Méjico; y ocupación obligatoria que embarazase la
apenas lo oí cuando empecé a matar a mi libertad de mi estudio, ni rumor de comunidad
madre con instantes a importunos ruegos sobre que impidiese el sosegado silencio de mis
que, mudándome el traje, me enviase a Méjico, libros. Esto me hizo vacilar algo en la
en casa de unos deudos que tenía, para determinación, hasta que alumbrándome
estudiar y cursar la Universidad; ella no lo quiso personas doctas de que era tentación, la vencí
hacer, e hizo muy bien, pero yo despiqué el con el favor divino, y tomé el estado que tan
deseo en leer muchos libros varios que tenía mi indignamente tengo. Pensé yo que huía de mí
abuelo, sin que bastasen castigos ni misma, pero ¡miserable de mí! trájeme a mí
reprensiones a estorbarlo; de manera que conmigo y traje mi mayor enemigo en esta
cuando vine a Méjico, se admiraban, no tanto inclinación, que no sé determinar si por prenda
del ingenio, cuanto de la memoria y noticias que o castigo me dio el Cielo, pues de apagarse o
tenía en edad que parecía que apenas había embarazarse con tanto ejercicio que la religión
tenido tiempo para aprender a hablar. tiene, reventaba como pólvora, y se verificaba
en mí el privatio est causa appetitus ["la
Empecé a deprender gramática, en que creo no privación es causa de apetito"].
llegaron a veinte las lecciones que tomé; y era
tan intenso mi cuidado,
que siendo así que en las Los primeros escritores criollos son Carlos de Sigüenza y Góngora Y Sor Juana Inés de
mujeres--y más en tan la Cruz, quienes tienen interés por la astronomía, la física, las matemáticas, la
florida juventud--es tan filosofía y la historia de América, mostrando la crisis del mundo colonial frente a los
apreciable el adorno conocimientos basados en la razón, conocimientos que se encuentran en los textos
natural del cabello yo me prohibidos por las autoridades españolas La reacciones a tales prohibiciones fue la
cortaba de él cuatro o seis circulación de libros como El ingenioso Hidalgo don Quijote de la Mancha, El
dedos, midiendo hasta Guzmán de Alfarache, la poesía de Garcilaso de la Vega, San Juan de la Cruz, Luis de
dónde llegaba antes, e Góngora; Francisco de Quevedo y comedias de Lope de Vega y Calderón de la Barca.
imponiéndome ley de que
INSTITUCIÓN EDUCATIVA CAMPESTRE SAN JOSÉ
Resolución de Aprobación. Nº 4570 del 22 de octubre de 2019
DANE 250006000891 NIT. 800.001.623-5

Literatura barroca en Hispanoamérica  ¿Qué cultura era propia de las


En el recuadro
mayorías hispanoamericanas en esta
época?
Tomado de la cartilla español activo Santillana 9°. Página 41
_____________________________________
_____________________________________
Sor Juana Inés de la Cruz encarna la dualidad _____________________________________
de la época: “un espíritu que siente a la tierra
 Investiga qué pensadores, escritores
mexicana como su patria, pero se divide entre
y artistas europeos influyeron el arte
el conocimiento racional y el conocimiento
barroco americano.
teológico, entre la erudición y la espontaneidad
popular, entre el amor mundano y el divino”. _____________________________________
Responde: Busca en los _____________________________________
_____________________________________
fragmentos anteriores, frases que
_____________________________________
demuestren la dualidad de su ser y
_____________________________________
su sentir de Sor Juana Inés de la
_____________________________________
Cruz. Subráyelas.
_____________________________________
La sociedad colonial no solo vivió la cultura _____________________________________
hispánica -la religión y el arte, la moral y los _____________________________________
usos, los mitos y los ritos- sino que la adaptó _____________________________________
con gran originalidad a las condiciones del
Deliquios del Divino Amor en el corazón
suelo americano y la modificó
de la criatura y en las agonías del huerto.
sustancialmente. Sin embargo, debemos
El habla delicada
tener en cuenta que esto es propio de la del amante que estimo,
minoría americana que pudo instruirse y que miel y leche destila
generalmente coincidía con la clase entre risas y lirios.
aristocrática española que vivía en América
o los criollos. Su meliflua palabra
corta como rocío,
Responde:
y con ella florece
 ¿A qué “condiciones del suelo
el corazon marchito.
americano” se refiere Octavio Paz?
_____________________________________ Tan suave se introduce
_____________________________________ su delicado silbo
_____________________________________ que duda el corazon
si es el corazon mismo.
 ¿Cómo era la cultura de las clases
privilegiadas americanas? Tan eficaz persuade,,
que cual fuego encendido
_____________________________________ derrite como cera
_____________________________________ los montes y los riscos.
_____________________________________
Tan fuerte y tan sonoro
es su aliento divino,
INSTITUCIÓN EDUCATIVA CAMPESTRE SAN JOSÉ
Resolución de Aprobación. Nº 4570 del 22 de octubre de 2019
DANE 250006000891 NIT. 800.001.623-5

que resucita muertos,


y despierta dormidos. Sopla mas favorable,
amado vientecillo,
Tan dulce y tan suave den su olor los aromas
se percibe al oído las rosas y los lirios.
que alegra de los huesos
aun lo mas escondido. Mas ¡ay! Que si sus luces
de fuego y llamas hizo
Al monte de la mira hara dejar su aliento
he de hacer mi camino, el corazon herido.
con tan ligeros pasos,
FRANCISCA JOSEFA DEL CASTILLO Y GUEVARA (1671 - 1742)
que iguale al cervatillo.
Explica con tus palabras a qué se refieren
Mas ¡ay Dios! que mi amado las siguientes expresiones tomadas del
al huerto ha descendido, poema
y como arbol de mirra a. “meliflua
suda el licor mas primo.
palabra”______________________________________
De balsamo es mi amado ________________________________________________
apretado racimo b. “delicado silbo”
de las vinas de Engadi, ________________________________________________
el amor le ha cogido. __________________________________________
c. “monte de la mira”
De su cabeza el pelo, ________________________________________________
aunque ella es oro fino, __________________________________________
difusamente baja d. “licor mas primo”
de penas a un abismo. ________________________________________________
________________________________________
El rigor de la noche e. “mortal deliquio”
le da el color sombrío,
________________________________________________
y gotas de su hielo
le llenan de rocío. ______________________________________
f. “ven Austro”
¿Quien pudo hacer, ¡ay cielo! ________________________________________________
temer a mi querido _______________________________________
que huye el aliento y queda g. “eras de las flores”
en un mortal deliquio? ________________________________________________
_________________________________________
Rojas las azucenas
de sus labios divinos, Investiga la biografía de Sor Juana Inés de la
mirra amarga destilan Cruz y Sor Francisca Josefa del Castillo. Y
en su color marchitos. escribe un comentario sobre lo que le llama
la atención de estas dos escritoras.
Huye Aquilon, ven Austro,
sopla en el huerto mío,
las eras de las flores
den su olor escondido.

También podría gustarte