Está en la página 1de 12

El antecedente de las revoluciones del 68 parece ser la influencia de la escuela de

Frankfurt trasladada desde Alemania hacia Estados Unidos, aunque se incluyen


las ideas de Gramsci, Floom, etc, Marcuse es el detonante de todo este
movimiento contracultural que resulto en la nueva izquierda, esto es el resultado
del marxismo cultural y las ideas que empujaron a los jóvenes americanos y
europeos a una idealista y utópica acracia.

¿QUIÉN SOY?

Los únicos que pudimos enviar hombres a la luna mientras que en la tierra
estábamos hasta las rodillas de miseria e inmundicia.

60-70 la generación que se aparto de los intereses tecnológicos y científicos para


dar en el campo del pensamiento y la acción con intereses emocionales y políticos

La ciencia en sí, no tiene problemas morales, es decir es amoral

John Dewey sugirió que si llegamos a conocer todo sobre el cuerpo humano, tanto
su parte física como su parte psicológica, los científicos estarán capacitados para
resolver cualquier problema: físico, biológico y personal, con un enfoque científico.
Pero la ciencia está limitada, tanto en sus instrumentos como en la persona que
los usa, la ciencia no puede ofrecer respuestas finales sobre los seres humanos y
su significado.

¿Por qué creemos en los átomos? No es por alguna percepción directa sensoria
del átomo como una unidad individual de la materia, los aceptamos solamente
porque hay un juego de relaciones que son provechosas para relacionar las
observaciones que han sido hechas en el laboratorio.

Se puede determinar qué soy en un laboratorio científico, pero no puedo


determinar allí, quién soy.

Joel Sorenson: culpabilidad por el pasado, inquietud por el presente y esperanza


por el futuro

Northrope Frye: la intranquilidad estudiantil de los 60 no es tanto un aspecto social


como un agregado de frustraciones, interrogantes, desilusiones, y egocentrismos.

Nuestro significado depende de una relación emocional con otro ser, aunque este
otro ser humano me puede ofrecer su propia soledad y frustración, la relación
recíproca ayudará en la propia e individual búsqueda de significado y propósito. La
respuesta a la pregunta de ¿Quién soy? Se responde en parte sobre esa base de
relaciones que tengo con otras personas. Pero entonces, ¿Quién en realidad y
finalmente soy?

En la psicoterapia se ofrece una solución a tales problemas emocionales, pero


todo depende y empieza del acto voluntario de la persona en soledad. Pero aun
así estamos encerrados en nuestro propio egocentrismo.

Esta búsqueda se convierte en algo religioso, porque muchos buscan respuestas


en la universidad a interrogantes religiosos, que la universidad misma no puede
contestar. ¿Hay alguien en quien pueda confiar mi búsqueda de relación para
obtener un sentido en mi vida? ¿Hay alguien en quien tendré una relación
absoluta y completa? Sólo Dios cumple tales condiciones, además de que él
mismo fue hombre, para que podamos entrar en una relación directa con
Jesucristo.

Falta de sentido y falta de esperanza, necesidades universales del hombre

¿se puede probar la existencia de algo? O ¿solo podemos saber que algo existe,
experimentando con el comportamiento de ese algo?

Cualquier comunidad tendrá fallas, sin importar su filosofía o su naturaleza

INTELIGENCIA EMOCIONAL:

La sección o parte intelectual del hombre no es significativa para hacer frente a los
problemas de la vida, ya que la mayoría de las decisiones más importantes de
nuestra vida dependerán de la voluntad y el carácter propio. Así que nuestro
conocimiento debe ir encaminado a nuestras emociones, ya que al parecer, las
personas con una alta capacidad de manejar las emociones tanto propias como
las de los demás, tienen una percepción de la vida más saludable y feliz. Las
teorías de Gardner sugieren que el ser humano no es un ser determinado para el
éxito o el fracaso, ya que puede tener y disponer de capacidades y talentos que en
principio parecían imperceptibles para las mediciones del CI. Por lo anterior no
habría de sorprendernos ver en el futuro como jefe al “tonto” de la clase. De esta
manera nuestro destino no está asegurado por las notas cuantitativas que tuvimos
en la escuela, colegio o universidad.

La psicología cognitiva llevo a dar tratamiento al hombre como si éste estuviera


disociado de sus experiencias y cargas emocionales, por ejemplo psicólogos
conductistas como B. F. Skinner no trataron como científica esta faceta de la
persona, la vida emocional no importaba. Empero, La psicología cognitiva se
encaminó a la naturaleza de la inteligencia, una concepción científica unilateral de
la vida del paciente.

Salovey abarca las ideas de Gardner y las trata en cinco competencias:


capacidad de ser consciente de las propias emociones, capacidad de
controlar esas emociones, capacidad de automotivarse, capacidad de tener
empatía, capacidad de reconocer las emociones de los demás y la
capacidad de controlar una relación.

1-La capacidad de ser consciente de uno mismo

Según Joh Mayer y Peter Salovey es ser consciente de nuestros propios estados
de ánimo y de los pensamientos sobre esos mismos estados, según Mayer,
podemos ser conscientes, ser atrapados por ellas, o resignarse a aceptarlas.

Hay personas en las que su conciencia emocional es muy abrumadora y fuerte, en


otras, casi inexistente. Edward Diener sostiene que las mujeres experimentan más
intensamente las emociones, tanto negativas como positivas, que los hombres.

Alexitimia es la incapacidad de verbalizar los estados anímicos.

La razón desprovista de la emoción natural del hombre, es ciega, tanto los


sentimientos muy intensos como la falta de los mismos pueden afectar el
razonamiento, la mayoría de las decisiones más importantes de la vida, no
dependen tanto de la razón sino de la emoción: confianza, amor, fe, paciencia, etc.

Las emociones según Freud parecen estar en un nivel inconsciente.

2-Capacidad de controlar las propias emociones

En el cristianismo, la templanza o el dominio propio, es un logro continuo que toda


persona debe aspirar. No se trata de llegar al grado de reprimir las emociones,
sino de llegar a un equilibrio, constantemente.

Para el caso de la ira y el enojo hay que enmarcar nuestro punto de vista y
cambiarlo por otra perspectiva más positiva, es decir hay dos maneras de
calmarse:

-prestar la máxima atención al pensamiento desencadenante de la ira y a la vez


considerar la situación.

-enfriarse, distraerse, aislarse, alejarse de la situación desencadenante y poner fin


a la cadena de pensamientos o “oleadas” que se acrecentaran si no lo hace
La catarsis, que es la manera de desahogar la ira con gritos o alguna acción
concreta, no es tan efectiva para ayudar a que se llegue a la calma, aunque se
sienta satisfacción y placer.

Para las preocupaciones, parece ser que toman forma de un círculo vicioso,
rondar el mismo pensamiento, en forma de ventaja, es que por las preocupaciones
se crean en la mente diferentes escenarios o pensamientos a modo de ensayos
para lograr encontrar soluciones a determinados y futuros problemas. Puede llegar
a convertirse en una persona aprensiva si no controla ese ciclo de preocupación,
una solución es cambiar el foco de atención, tal como lo menciona Borkovec para
arreglar el insomnio. Existen dos formas de calmar el hábito de la preocupación no
sana, una es identificar el disparador que activa el ciclo de pensamientos de
ansiedad, bien sea una imagen o una sensación; la otra forma es tomar una
actitud crítica frente a las creencias que sostiene y hacerse preguntas honestas
como ¿hay algo positivo que se pueda hacer al respecto? ¿me sirve realmente de
algo darle vueltas al asunto? ¿es posible que ocurra el hecho temido? ¿se deben
aceptar las cosas de esa manera o se pueden cambiar?

El control de la tristeza o la depresión, aunque no es sencillo, la distracción y


afrontar los pensamientos que causan obsesión y cuestionarlos son dos
soluciones. para distraerse hay que tener en cuenta que se deben evitar las
actividades que tenga cierta connotación melancólica, ya que permite un nuevo
hundimiento en lo negativo. Las mejores distracciones son aquellas que cambian
nuestro estado de ánimo, que rompan el ciclo de la depresión porque ponen al
cerebro en un nivel de actividad incompatible con el estado emocional que nos
embarga (ejercicio físico, ir de compras, cena especial, realizar una tarea,
escuchar música, etc). Según Diane Tice la oración constituye una actividad
especialmente indicada para elevar el estado de ánimo de las personas con una
orientación religiosa.

Se podría decir que la inteligencia emocional es una aptitud maestra ya que esta
evita (al menos), que el poder del cerebro emocional sofoque o paralice al cerebro
pensante. Cuando las emociones impiden el fluir de la razón, o la capacidad
cognitiva (los científicos la denominan memoria de trabajo), estaremos en
problemas de concentración, ansiedad, etc, y peor aún, con dificultades que
estarán presentes en el largo plazo. Desde las olimpiadas hasta lo académico
parece que los asiáticos superan a los occidentales, esto puede deberse a que
poseen una ética cultural de trabajo, de consistencia, entusiasmo y perseverancia
para conseguir objetivos concretos a una edad temprana

La investigación de Walter Misehel, en el que colocó individualmente a niños de 4


años de edad en un cuarto con una golosina, luego les mencionaba que volvía en
5 minutos, si no se comían esa golosina le daría otra al niño. Demostró con el
paso del tiempo que aquellos niños que demoraron o controlaron su impulso
llegaron a ser personas con habilidades de éxito, en contraste con aquellas que
tomaron la golosina, tendientes a una psicología problemática. Misehel concluyó
esta autorregulación emocional como la demora de la gratificación autoimpuesta
dirigida a metas, es decir, la capacidad de reprimir impulsos para conseguir un
objetivo.

Hay una fuerte relación entre el estado de ánimo y el rendimiento mental-racional,


la ansiedad puede llegar a ser útil o un ancla para hundir en frustración. Existen
personas que llegan a utilizar la ansiedad previa a su favor, como un impulso, un
empujón para motivarse a actuar, a mejorar o sobresalir, en cambio, en otros, la
ansiedad nubla el pensamiento (como estados de ánimo anteriores), causa
estragos en una dirección negativa. Estados de ánimo positivo, pensamientos
positivos y creativos, porque nuestros estados de ánimo afectan y modifican
nuestro pensamiento.

Las personas que poseen una esperanza realista, aquellas que no se rinden al
primer fracaso, sino que mantienen una actitud basada en que las situaciones
pueden cambiar a mejor o que tienen una expectativa positiva a pesar de las
miserias de la vida, tienen menos depresiones, ansiedades respecto al mar de la
vida. C. R. Snyder concluyo en un experimento con estudiantes que el factor
responsable de un rendimiento académico superior es un alto nivel de
expectativas porque los estudiantes se proponen metas altas y saben lo que
deben hacer para alcanzarlas.

P60

EL ESTÁ PRESENTE Y NO ESTÁ CALLADO

- El problema de la existencia / ser - metafísica

- El problema del dilema del hombre, su nobleza, grandeza y su salvajismo,


crueldad – moral.

- El problema del conocimiento, como puedo saber, como puedo saber que sé –
epistemología.

Tres respuestas básicas de la existencia o del ser:


1 - todo lo que existe ha salido de la nada absoluta.

2 - todo lo que existe tuvo un principio impersonal

3 - todo lo que existe tuvo un principio personal

1* Jean Paul Sartre dijo que el problema básico (creo que también Hume lo
mencionó) es que algo existe, mas no, que nada sea. Se da la respuesta de que
algo surgió de la nada, porque la nada no puede surgir de algo, la nada sería la
ausencia absoluta de algo (tanto espacio, tiempo, materia y energía), pero creo
que la nada (irónicamente) es algo más, si se representa la nada como una
pantalla negra, esto sería erróneo dado que el negro es ausencia de luz, y la luz
es energía (o bien el negro sería la combinación última de colores), el negro
entonces no existe porque es ausencia de luz, lo segundo es que el negro
(ausencia de luz) y la luz necesitan del espacio para que se puedan definir como
la ausencia de algo y el algo, tercero, también se requeriría del tiempo por la razón
del continum espacio-tiempo y cuarto que se necesita también de la
materia/energía porque el negro es la ausencia de luz y la luz debe tener origen en
un algo que la produce. Por todo esto, la nada absoluta no se puede concebir o
imaginar en la mente, ni siquiera representar (sobre algo, con algo, etc), la
respuesta (que es la más obvia) porque no conocemos la nada y no la podremos
conocer (dado que es imposible) y porque basamos nuestro conocimiento sobre
algo, somos algo, estamos en algo. Por consiguiente, ¿Cómo es que han llegado
a definir la nada como algo, si no es posible saber algo sobre la nada? ¿Es lógico,
correcto o razonable decir que la nada existe, o existió? ¿Es correcto pensar que
algo surgió de la nada?

2* Reduccionismo, determinismo y materialismo puro, pero habrán más preguntas


que respuestas, más problemas que soluciones, mas pesimismo que esperanza,
¿Cómo es que a partir de la materia inerte surja vida? ¿Cómo es que a partir de
una naturaleza amoral surja el dilema moral que tenemos? Si el universo es
conocido y estudiado meramente por el comportamiento de cuatro fuerzas
fundamentales (gravitatoria, electromagnética, nuclear fuerte y nuclear débil)
¿Cual de todas determina que el ser humano escriba poesía, componga música,
tenga valores, y cuestione su propia existencia y la del universo? El hombre por
conclusión no tiene significado en este universo, está perdido, perdido de toda
esperanza de hallar significado a pesar de que casi llegamos a un estado de
transhumanismo, permeados de la más asombrosa tecnología. La vida es
absurda, el suicidio es equivalente a tomar una taza de café (creo que lo dijo
Aldous Huxley o Julián), no hay un motivo, una base, para continuar esta
existencia, a pesar de que somos capaces de razonar y tener conciencia (y tener
conciencia de que tenemos conciencia) nuestro destino es igual a aquel fatalismo
animal, a la crueldad de las bestias, lograr conseguir estar sobre los demás seres
para continuar este sinsabor llamado vida. El hombre moderno no sabe porque
tiene significado en sí. Solo es algo impersonal con algo de complejidad.

3* El ser humano tiene un origen personal, en un Dios personal-infinito, el cual


provee una unidad y diversidad personal, asi que el hombre ya no es abstracto,
tiene significado, la realidad de su personalidad esta en relación con lo que existía
y ha existido siempre, la personalidad tiene significado porque no es ajeno,
impropio, extraño a lo que siempre ha sido, a lo que es y a lo que siempre será.
Como el ejemplo de los dos valles, un valle tiene agua, el segundo no, en una
temporada el segundo se empieza a llenar, quizás exista la posibilidad de que el
segundo se alimente del primero, pero el segundo se llena mucho más que la
altura del primero. Si se comienza con algo inferior a la personalidad, ésta termina
siendo algo impersonal. Necesitamos que sea un Dios infinito-personal, no como
los dioses griegos o los ideales de platón, porque no funcionaban como el punto
de referencia de los absolutos, también debemos tener una unidad y diversidad en
Dios. La pura palabra “dios” no significa mucho, a menos que tenga un contenido
especial, es en el contexto judeo-cristiano que la palabra “dios” satisface la
necesidad de la existencia del universo y del hombre como un Dios infinito-
personal que es unidad personal en lo diverso en el más excelso nivel de la
Trinidad. Sin el concepto de la Trinidad no existirían respuestas. La unidad en la
diversidad no puede ser antes ni después de Dios, Dios mismo es unidad y
diversidad en tres personas (todo los filósofos tienen este problema pero ninguno
solución)

Desde el plano infinito de Dios, el hombre está tan separado de Él como el átomo,
los animales o las máquinas, pero desde lo personal de Dios, el hombre es
especial ¿Por qué? Porque el hombre fue creado a la imagen de Dios mismo, un
valor superior sobre todas las demás cosas finitas.

La verdad del cristianismo no termina con la exposición bíblica, LA VERDAD DEL


CRISTIANISMO CONSISTE EN QUE ES FIEL A LO QUE EXISTE, no solo es fiel
a los dogmas, no solo es fiel a lo que Dios ha dicho en la Biblia, sino que también
es fiel a lo que existe, se ajusta a la realidad de lo que existe. Dios ha hablado, la
verdad de la verdad de sí mismo, la respuesta a la existencia.

Sobre el dilema del hombre, la moral:

Sartre dijo que si un punto finito no tiene un punto de referencia infinito, carece de
significado y es absurdo. El hombre no tiene el suficiente punto de integración en
sí mismo. Para este problema existen dos respuestas, uno es el comienzo
impersonal, el otro, el personal.
Si partimos de lo impersonal, la moral como tal no es válida, no existe, el hombre
por accidente se ha convertido en un ser personal, diferente a lo que originalmente
el universo ha sido. No podemos realizar juicios morales acerca de lo que
realmente es bueno o malo, justo e injusto, la moral no tiene significado en el
universo, el hombre moderno posee una conciencia de alienación cósmica, una
realidad muda acerca de la moral. En Oriente, el mal fundamental, es que la
persona no acepte su impersonalidad, bien sea karma o lo que sea, la crueldad
termina siendo igual a la no crueldad, se termina sin significado básico para las
palabras bien y mal, no existen categorías finales relacionadas al bien o mal. Nos
quedamos con lo meramente relativo, estadístico, una ética de los promedios,
situacional, nunca con moralidad (Kinsey). Aunque se llene de contenido religioso
las palabras “bien” y “mal”, el problema persiste, la vida es inundada por el
reduccionismo, naturalismo, determinismo, condicionamiento psicológico y
reflejos.

Si partimos de lo personal, de un Dios personal, surgen dos problemas más: si la


crueldad del hombre ha existido intrínsecamente en él mismo desde el principio: la
conclusión es que Dios también es cruel, dado que ha hecho al hombre malvado,
tal como lo dijo Baudelaire y Camus, Dios sería el demonio, si existe una línea
ininterrumpida entre lo que el hombre es ahora y lo que intrínsecamente ha sido
siempre, si el hombre permanece donde siempre ha permanecido, hay una
continuidad inherente al ser humano.

El segundo problema es que si el hombre ha sido desde siempre, desde el


principio intrínsecamente cruel y malo, no existe posibilidad ni esperanza de que el
hombre cambie cualitativamente, quizás en estos momentos, su crueldad ha
tenido un cambio cuantitativo, es decir, ha aminorado su maldad, pero sigue
siendo malo; todo lo que nos queda es el pesimismo en relación a las acciones del
hombre y el hombre mismo.

Pero se puede regresar y concluir que el hombre de ahora, no ha sido siempre de


esta forma, es anormal en comparación a su principio, quizás se diría entonces
que Dios sigue siendo malvado porque cambió al hombre como era originalmente,
pero el hombre cambió por sí mismo, esta es la tesis judeo-cristiana: el hombre ha
saboteado su propia originalidad, creando una discontinuidad, se convirtió en algo
que previamente no era; tenemos un verdadero problema moral y no metafísico.

Los filósofos no cristianos parten desde la base de que el hombre siempre ha sido
normal, pero el cristianismo afirma que el hombre ahora es anormal, Heidegger
comprendió que la tesis de que el hombre siempre ha sido normal lleva a un punto
muerto. Desde la tesis judeo-cristiana se concluyen cuatro cosas:
-se puede explicar (como única respuesta coherente) que ahora el hombre es
cruel.

-hay esperanza de solución en la muerte de Cristo.

-se tiene una base para luchar contra los resultados de esta anormalidad, la
crueldad, porque difieren de lo que originalmente Dios hizo.

-podemos fijar la moral como algo absoluto, Platón lo intentó, pero no encontraba
en qué fijar sus absolutos, las cosas no eran suficientes; la moral esta bajo Dios
mismo porque no es arbitrario.

Hay que comprender que estas son las únicas respuestas, es esto o nada. Las
respuestas no están en la palabra “Dios” sino en su contenido, hay respuesta para
el monismo y para el dualismo.

El problema del conocimiento

En la revelación proposicional, lo que es la Biblia, se habla sobre dos áreas: Un


Dios que ha hablado sobre sí mismo, segundo, Dios ha hablado sobre la historia y
el cosmos, ambas, no exhaustivamente, pero con verdad.

Creer en la revelación proposicional verbalizada, es un verdadero problema si se


mantiene la posición intelectual de la uniformidad de causas naturales en un
sistema cerrado, es decir, todo es meramente máquina, aún cuando esto conlleve
a la deshumanización del hombre y a contrariar los hechos conocidos sobre el
mismo. El supuesto antagónico, es el de la uniformidad de causas naturales en un
sistema limitado, no cerrado, sujeto a ser reordenado por Dios y el hombre. Esto
fue la base de la ciencia moderna occidental.2

La revelación no es inconcebible en la estructura cristiana, dado que Dios nos creo


en base a la comunicación horizontal con otros seres. Por lo tanto el cristianismo
no tiene el problema de la naturaleza y el de la gracia, no es que se tenga una
respuesta, solamente no hay problema.

2Whitehead y Oppenheimer mencionan que la ciencia moderna nació en el


pensamiento cristiano del universo, Whitehead dijo que como Dios era un Dios
razonable, se podía descubrir la verdad del universo mediante la razón, Dios creó
afinidad entre diferentes entes, por ejemplo hay una unidad de Dios, el hombre y
la Biblia (uniformidad de causas naturales en un sistema abierto)

Wittgenstein dice que solamente existe el silencio en el campo de las cosas que
más desesperadamente necesita el hombre: valores, ética y significado
Debemos vivir en este mundo actuando correlativamente con lo que en él existe,
incluso si la filosofía persona propia niega la correlación, así está hecho el mundo,
aunque nieguen el amor, viven como si existiera, la correlación entre el sujeto
(humano) y el objeto (mundo) entre el mundo interno y el externo. El punto de vista
cristiano concuerda con la experiencia de todos los hombres, nos dice por qué hay
una correlación entre el sujeto y el objeto, ningun otro sistema nos dice el por qué
(son obras del mismo Dios, creados para coexistir), todos los hombres parecen
vivir como si esto fuera una realidad inexorable, viven como si el cristianismo fuera
verdad a pesar de sus teorías epistemológicas.

En el lenguaje hay dos tesis de polos opuestos: el significado de las palabras es


tan subjetiva y propia, que en realidad no hay comunicación, la segunda, el
significado de las palabras es común y absoluto, la razón dada es que como todos
usamos las mismas palabras, se vuelven comunes. Pero hay una superposición
de los significados, aunque los significados que tengamos en mente no sean
totalmente iguales a los de la otra persona y aunque existan diferentes matices en
lo que significa. Esto mismo se aplica a la epistemología, se puede conocer/saber
verdaderamente (o comunicarnos, como en el caso del lenguaje) sin saber
exhaustivamente, hay suficientes superposiciones para podernos comunicar
verdaderamente y conocer verdaderamente.

El dilema del positivismo es que dentro de su propio sistema, debe comenzar con
ningún conocimiento de que algo exista, así como las categorías físicas de la
naturaleza se acoplan con las categorías físicas de nuestro cuerpo, las categorías
del pensamiento humano se acoplan a las categorías del mundo externo.

Los cristianos tenemos una base desde la cual comenzar, desde el exterior hacia
el interior, para conocer a la otra persona. Siempre ha existido la discrepancia
entre lo que un hombre parece ser y lo que realmente es, mundo externo vs
mundo interno, en la base cristiana, a medida que se aceptan las enseñanzas
bíblicas se produce una creciente integración, alineación entre esta dicotomía, ya
que ambos están ligados por el mismo universal. Las normas de Dios deben
regirnos tanto en valores como en conocimiento, el hombre interior deja de ser
autónomo porque hay una unión de particulares relativos al hombre interior y al
exterior y con esta unidad, empezar a conocernos mutua e interiormente.

Le gente se ha vuelto extraña, porque generación tras generación se han privado


de una comunicación verdadera con otra persona, porque no hay universal que
una los elementos internos particulares con los elementos externos particulares.
Pero para el cristiano si existe tal universal, en la medida que crecemos
espiritualmente, poniéndonos bajo las normas divinas los elementos internos del
pensamiento como valores, significado, conocimiento y moral, se produce esta
concordancia entre lo que parecemos y lo que somos, algo realmente hermoso.

Realidad vs fantasía, al ser creados por una mente superior, los cristianos no
podemos confundir la realidad con la fantasía, podemos crear, soñar e imaginar,
sin temor alguno de pensar estar en algo ficticio.

Entonces son tres las cosas que en la epistemología, se pueden tornar horribles,
la perdida de la realidad de la relación sujeto-objeto, la imposibilidad de que las
personas se conozcan mutuamente; y la pesadilla de la confusión entre realidad y
fantasía; la epistemología moderna convierte estas tres cosas en terror, el hombre
no sólo está separado de Dios, está separado de otros hombres y respecto a sí
mismo. El hombre termina por preguntar ¿Quién soy?, el intento de autonomía ha
despojado al ser humano de toda firme realidad.

La revelación proposicional de la Biblia no es absurda si se parte desde el


supuesto de un origen personal, un ser infinito increado, pero personal; Dios nos
creó a su imagen, “en su espectro de onda”, por su Palabra creadora, por el
Verbo, fueron hechas todas las cosas que existen, pero somos especiales porque
podemos comunicarnos horizontalmente con otros seres creados, hallamos
significado y valor en nuestra comunicación, aunque no nos comuniquemos
exhaustivamente, podemos conocer la verdad y la realidad de nuestra
comunicación, sólo porque no es exhaustiva no habría motivo de pensar que
nuestra comunicación diaria sea falsa o errada. Dios nos revela a través de la
Biblia la verdad acerca del cosmos, de la historia, de nosotros mismos y de Él
mismo, no nos habla exhaustivamente porque somos seres creados limitados, de
esta forma hallamos el por qué, el cómo y el qué de nuestra comunicación con
otras personas, a diferencia de comenzar con un todo impersonal se vuelve
absurda la idea y el significado de la comunicación humana, la absurdez se vuelve
absurda.

LA IGLESIA AL FINAL DEL SIGLO XX

Alienación cósmica juvenil

Giacometti: “jamás he logrado representar la situación del hombre. Si pudiera


pintarla sería espantosa”
La sociedad ha cosechado el fruto de su huida de la razón. De la ciencia moderna,
a la ciencia ultramoderna; del hombre hecho a la imagen de Dios para accionar la
maquina, al hombre-máquina; de la libertad dentro de la forma, al determinismo y
la libertad autónoma; de la armonía con Dios, a la alienación cósmica: de la razón
a la droga y al nuevo misticismo; de la teología basada en la Biblia, a las
“palabras” de Dios”; éste es el curso de la historia del racionalismo.

PAG 18

Todo lo que tenemos hoy día es la síntesis de todos los problemas sin resolver,
todas las necesidades sin satisfacer, (meter otros más) de generaciones enteras
que han ignorado a Dios, puede ser que Bauman describa esta misma situación
en la Modernidad Liquida

CARREIRA

Bultmann niega en su teología los milagros dados que no se pueden entender,


entonces se quitan los hechos sobrenaturales en la Biblia.

El pensamiento y la voluntad no tienen propiedades de la materia, ni carga


eléctrica, ni peso, etc

También podría gustarte