Está en la página 1de 8

1.

Concepto de narración
Se denomina narración a la manera de contar una secuencia o una
serie de acciones, realizadas por unos personajes, en un lugar
determinado a lo largo de un intervalo de tiempo determinado, es
decir, se refiere lingüística o visualmente a una sucesión de hechos.

2. Estructura mínima de la narración


Una narración presenta siempre, como mínimo, lo que se denomina
un 'actor' (o 'personaje'), que es aquel elemento que experimenta los
sucesos o hechos referidos en ella. En el estudio de las narraciones se
ha aplicado el término actante que amplía la noción de personaje.
Este personaje puede o no, ser también narrador de la historia.

3. Leyes de la narración
La unidad y el movimiento son las leyes fundamentales de la
narración de las que se derivan todas las demás:
1) La unidad de la narración se consigue con la búsqueda del punto
de vista, es decir, el centro de interés de las ideas y de los hechos. Al
igual que en la descripción, el punto de vista nos servirá de guía para
seleccionar ideas: -las útiles, serán conservadas; las inútiles,
rechazadas. Esta es, en esencia, la ley de la utilidad
Unas veces, el centro de interés de la narración será el personaje;
otras, lo será la acción central; en ocasiones atraerá nuestra atención
un objeto del mundo material; otras veces, será un problema moral el
nudo fundamental de la narración.
Los detalles útiles, es decir, conformes con el punto de vista, habrá
que buscarlos entre los elementos de la ‘narración; éste es el trabajo
que los autores llaman invención o búsqueda de ideas. No se olvide
que una narración consta de actores, acción, circunstancias de lugar
y tiempo, causas o móviles’ de los hechos, modo o manera de
ejecución, resultado y juicio (implícito o explícito) de tales hechos.
2) Pero la narración no es una construcción fija, sino algo que se
mueve, que camina, que se desarrolla y transforma. Este movimiento
progresivo está regulado por la ley del interés. Porque narrar es
contar una cosa (un hecho. o un suceso) con habilidad, de tal modo
que se mantenga constantemente la atención del lector.

4. Extensión de la narración
La narración es un acto aeróbico. Tanto para quien la escribe tanto
como para quien la lee, está relacionada con los alientos largos o
cortos. Es más, en la narración el ritmo lo es todo. En muchas páginas
caben ritmos ágiles (muy propios de la narrativa estadounidense) y
ritmos morosos (muy característicos de la novela europea). Almudena
Grandes pertenece, me parece, a este segundo grupo. Hay una virtud
suya de la que quiero hablar. Per se, la extensión no es una virtud del
género novelístico, pero cuando se incardina dentro de una poética
que la demanda con naturalidad se convierte en un valor. Página tras
página hasta más allá de las setecientas, Malena es un nombre de
tango va envolviendo al lector de un modo que un texto breve no
podría hacerlo. La novela cautiva por tiempo, por peso, por compañía,
por perseverancia. Además de sus evidentes virtudes literarias,
Almudena Grandes escribe para sumergir. Crea una especie de asfixia
de la que uno quiere zafarse y, al mismo tiempo, en la que se quiere
permanecer. No he dicho nada de la historia. Brevemente: Malena,
miembro de una familia de antepasados conquistadores, busca su
camino bajo la ominosa creencia de saberse marcada por un mal que
aqueja a los descarriados de la estirpe. La historia, en sí, no es
extraordinaria, y la protagonista me resulta con frecuencia irritante y
ajena. Pero esto acaba siendo lo de menos. Almudena Grandes crea
un mundo dentro del cual ya sé moverme y al que quiero regresar.

5. Elementos de la narración
•Un narrador o narradores: se trata de la voz, o voces, que nos
relatan la historia. Puede ser protagonista de los hechos que se
narran, testigo o el vehículo transmisor o canal que nos cuenta o
refiere algo que le ha ocurrido o le han contado.

•Unos hechos o acciones: en toda narración es fundamental que


ocurra algo. Los acontecimientos son la materia prima de todo texto
narrativo. La forma en la que van sucediendo esos acontecimientos
suele seguir un orden cronológico: los hechos se van sucediendo a
medida que van apareciendo, hasta llegar a un desenlace. Este es el
orden más habitual: presentación de una situación, desarrollo de los
hechos y solución final; pero también pueden existir otras formas de
ordenación, como veremos más adelante.

•Unos personajes o personas: son los que protagonizan o intervienen,


directa o indirectamente, en los acontecimientos que se nos
presentan; pueden ser imaginarios, pero también reales, como
cuando se trata de una anécdota o una biografía.

•Un espacio: se trata del marco narrativo en el que se sitúan los


acontecimientos narrados y en el que se desenvuelven los personajes
reales o ficticios que los protagonizan. La descripción de este entorno
ayuda a dotar a la narración de mayor verosimilitud, de entenderlo
como algo auténtico.

•Un tiempo o momento concreto: es el marco temporal en el que


suceden los hechos que se narran.

6. Tipos de narración

Narración de ficción
La narración de ficción es un tipo de texto que cuenta eventos
originados por la imaginación del autor. En este tipo de narración, el
autor puede basarse en elementos de la realidad, los cuales son
mezclados con elementos ficticios para crear la obra final.

Narración no ficticia
La narración no ficticia cuenta eventos que pasaron realmente. Los
eventos pueden ser “adornados” empleando recursos literarios. Sin
embargo, los hechos narrados no pueden ser alterados, de lo
contrario, dejaría de ser una narración no ficticia.

Cuento
El cuento es uno de los tipos de narración más conocidos. Se trata de
una narración breve en la que se presentan eventos que no son muy
complejos.
Algunos ejemplos de estos son “Las ratas del cementerio” de Henry
Kuttner, “El vampiro” de John William Polidori, “La ciudad sin nombre”
y “En la cripta” ambos de H. P. Lovecraft,

Microcuento
El microcuento es una narración muy corta. Generalmente, no tienen
más que un párrafo. Incluso hay microcuentos que son sólo una
oración.
Un ejemplo de este tipo de narración es “El corpus y el canon” de
José María Medina:
Perseguido por el Canon, el Corpus llegó a un callejón sin salida. “¿Por
qué me acosas?” preguntó el Corpus al Canon, “no me gustas”
añadió. “El gusto es mío” replicó el Canon amenazante.

Leyenda
La leyenda es un relato corto que suele basarse en hechos reales, los
cuales son exagerados hasta el punto en el que dejan de ser creíbles.
La mayoría de las leyendas se centran en un personaje histórico
como el Rey Arturo o Juana de Arco. Sin embargo, también hay
leyendas que se basan en lugares particulares, existentes o
imaginarios. Tal es el caso de las leyendas sobre el Triángulo de las
Bermudas, Atlantis y Ávalon.

Mito
El mito es un relato corto en el que se narran eventos sobrenaturales.
Suelen incluirse personajes de la mitología griega y romana, tales
como los dioses del Olimpo.
Uno de los mitos más conocidos es el del Rey Midas, quien era capaz
de transformar en oro todo lo que sus manos tocasen.

Fábula
Las fábulas son relatos cortos que se caracterizan por el hecho de
presentar animales como protagonistas. En estas narraciones, los
animales son humanizados, lo que quiere decir que se les atribuyen
capacidades humanas, tales como hablar.
Otro elemento que define a este tipo de relatos es la presencia de
una moraleja, que es la enseñanza que se extrae de la fábula.
Las fábulas más famosas son las del filósofo griego Esopo, quien es
considerado como el padre de este tipo de narración.

Parábola
La parábola es una historia narrada en prosa o en verso que se basa
en analogías para explicar un principio. Al igual que las fábulas, este
tipo de narración deja una enseñanza.

Epopeya
La epopeya es una narración de gran extensión, que suele ser
contada en verso. El personaje principal de este tipo de narración es
un héroe,
cuyas cualidades vienen aumentadas.
Suele incluir elementos imaginarios, como la magia y los dioses.
Algunos ejemplos de la epopeya son “La Ilíada” y “La Odisea”,
atribuidas a Homero.

Diario
Los diarios son textos en los que se narran los eventos ocurridos
diariamente o cada cierto período de tiempo. Estos textos pueden ser
ficticios (como “El Falke”) o reales (como El diario de Ana Frank).

Novela
La novela es una narración de gran extensión, por lo general escrita
en prosa. Los eventos que se incluyen, la forma de presentarlos y los
personajes son mucho más complejos que los del cuento.
“Cien años de soledad” de Gabriel García Márquez y “El nombre de la
rosa” de Umberto Eco son algunos ejemplos de novelas.

Novela corta
La novela corta es uno de los tipos de narración más difíciles de
clasificar, ya que puede ser confundida con un cuento, puesto que la
extensión de ambas es similar.
Sin embargo, la extensión no es el único elemento que hay que tomar
en cuenta para determinar qué es una novela corta. También hay que
tener presente la complejidad de las acciones. Si los elementos
narrados son complejos, entonces se tratará de una novela corta y no
un cuento.
Algunos ejemplos de novelas cortas son “El principito” de Antoine de
Saint-Exupéry y “Los platos del diablo” de Eduardo Liendo.

Noticias
Las noticias son textos narrativos e informativos, que pueden ser
presentados de forma escrita en periódicos, revistas y medios
electrónicos o de forma oral en televisión, radio y otros medios
audiovisuales.
Cartas
Las cartas son textos narrativos que tienen como propósito garantizar
la comunicación entre dos partes.

Cantar de gesta
El cantar de gesta es un tipo de narración típico de la Edad Media, en
el que se narran las aventuras de un personaje heroico. Los cantares
suelen presentarse en versos. Un ejemplo de estos son el “Poema de
Mío Cid” y “La canción de Rolando”.

Biografía
La biografía es una de las narraciones no ficticias más comunes. Esta
consiste en contar la vida de una persona, sin alterar ni modificar los
hechos ocurridos.

Autobiografía
La autobiografía es un tipo de narración en donde la persona que
escribe narra su propia vida.

7. Concepto de narración literaria


La narración dentro del género literario narrativo es narrar o relatar
una historia real o imaginaria. Se denomina narración a la manera de
contar una secuencia o una serie de acciones, realizadas por unos
personajes, en un lugar determinado a lo largo de un intervalo de
tiempo determinado, es decir, se refiere lingüística o visualmente a
una sucesión de hechos.

8. Concepto de narración histórica


La narración histórica es aquella que solemos utilizar comúnmente,
cuando relatamos algún hecho que nos ha sucedido, y la podemos
identificar fácilmente ya que suele ser utilizada comúnmente en
textos como los libros de historia en donde la voz narrativa relata los
hechos acaecidos hace tiempo, en documentales.

9. Características de la narración literaria


Dado que una narración es un encadenamiento de sucesos, las
relaciones sintácticas fundamentales que se dan son de naturaleza
causal y temporal: un hecho lleva a otro y, por lo tanto, existe fluir
temporal.

10. Rol del narrador de la historia


La principal, ya que el narrador define por su actividad de contar una
historia, dice cómo suceden los hechos en la narración. De Control:
Señala la capacidad del narrador para incidir en su propio discurso
desde un plano.
El narrador contempla y cuenta los hechos que suceden de una
manera ordenada, y en ocasiones juzga lo que sucede. En otras
ocasiones se desconoce quién es el narrador, pero se conoce su
existencia.

11. La manipulación del tiempo de la narración


Cuando se analiza el tiempo de la narración conviene tener en cuenta
esta distinción:

EL TIEMPO EXTERNO O HISTÓRICO: Es la época o momento en


que se sitúa la narración. Puede ser explícito o deducirse del
ambiente, personajes, costumbres, etc.
EL TIEMPO INTERNO: Es el tiempo que duran los acontecimientos
narrados en la historia. Puede ser toda una vida o varios días. El autor
selecciona los momentos que juzga interesantes y omite (elipsis
=saltos temporales) aquellos que considera innecesarios.
Dentro de este tiempo interno tendremos que distinguir entre el
TIEMPO DE LA HISTORIA y el TIEMPO DEL DISCURSO.

TIEMPO DE LA HISTORIA: Es el tiempo de la realidad narrada, el


significado. Se define atendiendo a la sucesión cronológica de los
acontecimientos y al tiempo que estos abarcan
TIEMPO DEL DISCURSO: Se trata del tiempo del discurso narrativo,
del significante. Será el orden en que se narran esos acontecimientos
y lo que ocupan.
La relación entre el tiempo de la historia y el del discurso marca el
ritmo narrativo. En ocasiones, el tiempo de la historia y el tiempo del
discurso se equilibran, pero, generalmente, el tiempo narrado es
mucho más amplio que el tiempo de la narración.

Esta relación habrá que analizarla atendiendo a tres conceptos: el


orden, la duración y la frecuencia.
1. ORDEN: Relaciones entre orden temporal de los sucesos en la
historia y el orden temporal de su disposición en el discurso.
2. DURACIÓN: Relaciones entre la duración variable de los sucesos y
la duración (=extensión del texto) de su relato en el discurso.
3. FRECUENCIA: Relación entre el número de veces que un suceso
aparece en la historia y el número de veces que se narra en el
discurso.

12. Cómo se escribe una obra narrativa


Para redactar una pequeña historia aconsejamos seguir los siguientes
pasos:
1. Elección de un conflicto apropiado para la historia.
2. Selección del tipo de narrador y punto de vista.
3. Organización de la trama o acción.
4. Desarrollo de los personajes por medio de la descripción,
diálogo y acción.

13. Explique en qué consiste el relato lineal o


cronológica
La narrativa lineal, básicamente, implica un principio y un fin.
Empieza en A para terminar en B.
Ejemplos: un libro, una película, una obra de teatro... Para llegar al
final (B), con una comprensión del documento audiovisual, es
necesario hacer el recorrido completo, es decir si es un texto
recorrerlo letra por letra, si es una película ver cuadro por cuadro,
etc.

14. Explique en que consiste el relato in medias


res
In media res es una locución latina que literalmente traduce 'en
medio del asunto'. Como tal, es una técnica literaria en la cual la
narración comienza en mitad de los hechos, es decir, en plena acción,
a mitad de la historia.

15. Explique en que consiste la ruptura


temporal del relato
En teoría literaria se llama anacronía a la alteración del orden
cronológico de los sucesos en el relato.
Los acontecimientos de una historia pueden ser ordenados en forma
cronológica, es decir, siguiendo la línea temporal; otra forma de
presentar los hechos del relato es a través de la anacronía, la cual no
sigue una secuencia temporal lógica.
Por tanto, el relato presenta un juego de tiempos y espacios, donde la
historia va del presente al pasado, del presente al futuro, del pasado
al presente; lo que implica una participación mucho más activa por
parte del lector.

16. ¿Qué es la metalepsis?


Es una figura retórica que consiste en expresar una acción mediante
otra relacionada metonímicamente con ella. Por ejemplo, la
exhortación Recuerda el juramento que me hiciste significa en
realidad Cúmplelo.

17. ¿Qué es la prolepsis?


la prolepsis es la analepsis, también conocida como flashback, que
consiste en narrar sucesos del pasado para ofrecer al público un
contexto más amplio en el cual situar la historia y a los personajes. El
uso de este último es mucho más frecuente que la analepsis
18. Establezca diferencias entre metalepsis y
prolepsis
El concepto opuesto a la prolepsis es la metalepsis, también conocida
como flashback, que consiste en narrar sucesos del pasado para
ofrecer al público un contexto más amplio en el cual situar la historia
y a los personajes. El uso de este último es mucho más frecuente que
la metalepsis.

Escriba una narración literaria lineal, por lo


menos de una página y luego donde utilice la
prolepsis, la metalepsis y el mediante.

Había una vez...

...Una niña muy bonita, una pequeña princesa que tenía un cutis
blanco como la nieve, labios y mejillas rojos como la sangre, y
cabellos negros como el azabache. Su nombre era Blancanieves.

A medida que crecía la princesa, su belleza aumentaba día tras día


hasta que su madrastra, la reina, se puso muy celosa. Llegó un día en
que la malvada madrastra no pudo tolerar más su presencia y ordenó
a un cazador que la llevara al bosque y la matara. Como ella era tan
joven y bella, el cazador se apiadó de la niña y le aconsejó que
buscara un escondite en el bosque.

Blancanieves corrió tan lejos como se lo permitieron sus piernas,


tropezando con rocas y troncos de árboles que la lastimaban. Por fin,
cuando ya caía la noche, encontró una casita y entró para descansar.
Todo en aquella casa era pequeño, pero más lindo y limpio de lo que
se pueda imaginar. Cerca de la chimenea estaba puesta una mesita
con siete platos muy pequeñitos, siete tacitas de barro y al otro lado
de la habitación se alineaban siete camitas muy ordenadas. La
princesa, cansada, se echó sobre tres de las camitas, y se quedó
profundamente dormida.