Está en la página 1de 55

DESARROLLO EVOLUTIVO EN EL NIÑO DE LOS 0-2

0. INTRODUCCION
El desarrollo está en función de dos factores: la maduración y el
ejercicio funcional.
En el estado fetal, el desarrollo está regido por el determinismo de
la maduración, programado genéticamente y sin apenas influencias
por el ambiente. Tras el nacimiento, persiste el determinismo de los
fenómenos madurativos, aunque son enriquecidos por el papel
estimulador del medio. Y es a partir del segundo mes cuando el
equilibrio de fuerzas se va a invertir, tomando más importancia el
ejercicio funcional favorecido por el medio que la maduración,
La teoría piagetina arguye que el desarrollo implica frecuentes
repeticiones e incluso retrocesos, sucediendo a veces que un niño
mayor realiza una tarea determinada peor que otro más pequeño.

1. DESARROLLO BIOLÓGICO
Las cuatro primeras semanas de vida marcan el período
neonatal, un momento de transición de la vida intrauterina cuando el
feto depende totalmente de la madre a una existencia independiente.
El bebé al nacer tiene características distintivas, cabeza grande,
ojos grandes adormilados, nariz pequeña y mentón hendido (lo que
hace más fácil amamantar) y mejillas gordas.
La cabeza del neonato es un cuarto de la longitud del cuerpo y
puede ser larga y deformada debido al amoldamiento que ha
facilitado su paso a través de la pelvis de su madre. Este
amoldamiento temporal es posible debido a que los huesos del
cráneo del bebé no se han fusionado aún; no estarán completamente
unidos durante los 18 meses. Los lugares de la cabeza en donde los
huesos no han crecido juntos- puntos suaves o fontanela- están
cubiertos por una membrana fuerte. Debido a que el cartílago de la
nariz del bebé es moldeable, el viaje a través del canal deja la nariz
luciendo aplastada por unos pocos días.

1.1 CRECIMIENTO DEL CUERPO

El crecimiento físico es más rápido durante los 3 primeros años


que durante el resto de la vida. A medida que los niños pequeños
crecen en tamaño, la forma del cuerpo también cambia. El tamaño
del resto del cuerpo se proporciona con el de la cabeza, la que sigue
el proceso en curso hasta alcanzar el tamaño de la de un adulto. La
mayoría de los niños se adelgazan durante los 3 primeros años; el
niño de 3 años es más delgado si se compara con el regordete y
barrigón de un año.
En la mayoría de los bebés el primer diente aparece entre los 5
y 9 meses, y al año tiene 6 u 8 dientes y a los 2 años y medio tiene
20.

1.2 CRECIMIENTO DEL CEREBRO

El cerebro humano crece más rápido mientras el bebé está


todavía en el vientre y en los primeros meses de vida. En el feto en
desarrollo, se forman un promedio de 250.000 células cerebrales por
minuto, a través de la división celular (mitosis); así la mayoría de los
cien mil millones de células en el cerebro humano ya están presentes
en el nacimiento.
El cerebro, la columna vertebral y una red de nervios que llega
a todas las partes del cuerpo constituyen el sistema nervioso. Este
complejo sistema de comunicación envía mensajes sensoriales desde
todas las partes del cuerpo al cerebro y regresa órdenes motrices de
éste.
Inmediatamente después del nacimiento hay un incremento en
el crecimiento de las células cerebrales. Las células formadas
recientemente se clasifican por funciones, y se dirigen a sus
posiciones apropiadas bien sea en la capa superior del cerebro, o en
la capa inferior, o niveles subcorticales. En un recién nacido, las
estructuras subcorticales que regulan funciones biológicas como la
respiración y la digestión son las que están desarrolladas de manera
más completa; las células en el córtex cerebral, que es donde se
origina el pensamiento y la solución de problemas, todavía no están
bien conectadas. Las conexiones entre las células en el córtex
aumentan marcadamente a medida que el bebé madura y hacen
posible el funcionamiento motor e intelectual en niveles más altos.

1.3 CONDUCTAS REFLEJAS

Los seres humanos tienen un arsenal de reflejos, algunos de los


cuales parecen ofrecer protección e inclusive abarcan hasta la
supervivencia misma.
Los llamados reflejos primitivos, o reflejos de los recién nacidos,
se encuentran presentes en el momento del nacimiento o un poco
después, y algunos se pueden producir aun antes del nacimiento. En
un bebé necrológicamente saludable, estos reflejos desaparecen en
diferentes épocas durante el primer año. La breve aparición de estos
reflejos primitivos indica el control subcortical del sistema nervioso de
un infante, ya que la maduración de la corteza cerebral inhibe sus
manifestaciones.
Los reflejos primitivos son normales en los recién nacidos pero
después de los primeros meses es normal que se desvanezcan como
señal de desarrollo neurológico. Los reflejos primitivos se hallan
controlados por la subcorteza; su desaparición es prueba de que la
corteza se está desarrollando y da como resultado el cambio de
conducta refleja a conducta voluntaria. Ya que hay un tiempo
preestablecido para el desarrollo y la desaparición de los reflejos
primitivos, el desarrollo neurológico de un bebé, se puede evaluar al
observar qué reflejos se hallan presentes o ausentes.
En sus estudios, Piaget creía que sí un reflejo no era repetido
durante tiempo hasta que el bebé lo hubiera aprendido no lo
desarrollaría.
Para este autor, el aprendizaje es una adaptación, un intercambio
del organismo con su medio, con modificación de ambos para
conseguir un equilibrio.

Un reflejo empieza a ser un aprendizaje cuando se transforma en


un esquema.
Los expertos están de acuerdo en que hasta las cuatro semanas
de vida el niño no ha nacido totalmente, pero desde el nacimiento del
niño ya encontramos gran actividad motora. Esta actividad motora
son los denominados reflejos. Por tanto vamos a ver que son los
reflejos y explicaremos algunos de los más importantes.
Conductas reflejas: son movimientos automáticos provocados por un
excitante exterior, sin que intervenga la voluntad ni el cerebro, sino la
médula espinal.
Estas conductas pueden continuar a lo largo del tiempo y se
convierten en hábitos, que llegan a derivar en actividades. Otras, sin
embargo, son adaptativas y supervivenciales y llegan a desaparecer
con el tiempo. Por último hay otras conductas reflejas llamadas
arcaicas que se pierden rápidamente y que se cree que fueron de
gran utilidad antes de que comenzáremos a evolucionar.

EJEMPLOS DE CONDUCTAS REFLEJAS


• Reflejo tónico del cuello de Magnusklein: de cubito supino, al
volver la cara hacia un lado, se extienden los miembros de ese
lado y se flexionan los del lado opuesto. Desaparece a finales
del primer trimestre.
• Reflejo de hociqueo o de los puntos cardinales: estimulando la
mejilla próxima a la boca, el niño dirige la boca y el rostro hacia
el estímulo. Desaparece a partir de los tres meses.
• Reflejo de succión: el niño succiona cuando se introduce
cualquier objeto en la boca. Desaparece a finales del primer
año.
• Reflejo de enderezamiento de la cabeza: al colocarle de cubito
supino, endereza la cabeza.
• Reflejo del abrazo de Moro: se provoca dejando caer al niño
bruscamente hacia atrás, sujetándole al caer. El niño echa los
brazos hacia delante en posición de abrazo. Debe desaparecer
a finales del cuarto mes.
• Reflejo de prensión plantar y palmar: al contactar un objeto con
la palma de la mano o la planta del pie, estas se contraen
bruscamente. Desaparece hacia los cuatro meses.
• Reflejo de Babinski: al estimular la planta del pie, se produce la
extensión de los dedos en abanico. Se considera normal hasta
el año o los dos años de edad. Posteriormente significa lesión
de la vía piramidal.
• Reflejo de incurvación del tronco: un ligero rasguño en la región
paravertebral produce incurvación del tronco hacia el lado
estimulado. Va desapareciendo a partir de los tres meses.
• Reflejo de la escalera: adelantando al niño hacia el centro de la
mesa, sube con los dos pies el escalón que constituye el borde
de la mesa. Va desapareciendo a partir del primer mes.
• Reflejo de la marcha automática: consiste en movimientos
primitivos de marcha con el cuerpo inclinado hacia delante. Va
agotándose poco a poco y desparece totalmente en el primer
trimestre.
• Reflejo de reptación: apoyado sobre el vientre y con una
resistencia en el pie, inicia movimientos coordinados de brazos
y piernas para reptar sobre el suelo. Desaparece hacia los
cuatro meses.
• Reflejo de natación: sostenido horizontalmente sobre el
estómago en el agua, hace movimientos sincronizados de
brazos y piernas. Desaparece hacia los seis meses.
• Parpadeo: la luz fuerte sobre los ojos hace que se cierren los
párpados. No desaparece.
• Patelar: un golpe debajo de la rótula provoca una extensión de
la pierna hacia delante. No desaparece.

1.4 DESARROLLO DEL SISTEMA ESQUELÉTICO Y


NERVIOSO
Sistema esquelético:
Inicialmente, los huesos son cartilaginosos hasta su posterior y
progresiva osificación
Sistema nervioso:
En el nacimiento, hay circunvoluciones más marcadas, con un
cerebelo pequeño (que controla el equilibrio).
A los 3 meses, aumenta la vascularización, el tamaño de los
lóbulos y circunvoluciones y se distingue entre materia gris y blanca.
A los 9 meses, el lóbulo temporal se acerca al tamaño adulto.
Las circunvoluciones siguen aumentando.
Al año, el tamaño del lóbulo frontal es cercano a la del adulto.
A los dos años, cambia el color del cerebro. Hay cambios en el
cerebelo y el córtex motor aumenta su delgadez.

2. DESARROLLO COGNITIVO – ESTADIO


SENSORIOMOTOR DEL DESARROLLO
El principal objetivo de Piaget es intentar organizar la conducta
humana según un entramado biológico. Estudió a sus propios hijos
observando sus conductas para verificar las ideas obtenidas en un
proceso lógico.
Muchos de los trabajos de Piaget sobre el desarrollo humano se
han interesado en la investigación de la inteligencia y el pensamiento
así como en la búsqueda de conceptos formales que expliquen como
la conducta está organizada y es adaptativa.
Basándose en sus observaciones, Piaget elaboró una secuencia
completa de etapas y fases para explicar las relaciones que
establecía entre muchos de los aspectos de su teoría.

2.1 LOS ESTADIOS DEL DESARROLLO


Aunque en este trabajo trataremos el estadio del niño de 0 a 2
años, enumeramos todos los estadios citando alguna característica en
general para luego centrarnos en el período concreto anteriormente
mencionado.

ESTADIO EDAD CARACTERÍSTICAS


Sensoriomotor 0 a 2 años El niño evoluciona
desde los reflejos
simples a los hábitos
simples y después a
conductas más
complejas que
incluyen movimientos
y percepciones sin
lenguaje.
Preoperacional 2 a 7 años El niño desarrolla el
lenguaje, imágenes y
juegos imaginativos
así como habilidades
preceptoras y
motoras.
Operaciones 7 a 12 años El niño realiza
concretas operaciones lógicas
limitadas a
problemas concretos
en los que las cosas
son inmediatamente
percibidas.
Operaciones formales 12 en adelante La persona maneja
problemas lógicos
que contengan
abstracciones.

Según Piaget, el estadio sensoriomotor comprende las edades


del niño de 0 a 2 años, el cual se divide en seis subetapas. Las cuatro
primeras en el primer año de vida y las dos últimas en el segundo año
de vida.

ETAPA 1: UTILIZACIÓN DE LOS REFLEJOS


Comprende desde el nacimiento hasta el primer año de vida. El
niño utiliza sus reflejos innatos que comienzan a ser modificados por
la experiencia. El más importante es el de succión, ya que el niño va
modificándolo por la experiencia, por ejemplo: cuando la madre
cambia de postura, va moviendo la cabeza, etc.
En esta primera etapa los niños practican activamente los
nuevos esquemas adquisitivos e intentan asimilar otras actividades a
la succión. Otros reflejos serán: de moro, de sonrisa, de llanto...

ETAPA 2: DESARROLLO DE LOS HÁBITOS SIMPLES Y


REACCIONES CIRCULARES PRIMARIAS
Entre el primer y segundo mes de vida. Caracterizado por la
formación de patrones de hábitos simples. El término que le da a
esta etapa se refiere a conductas que siendo originalmente realizadas
al azar producen resultados placenteros para el niño que así repite el
comportamiento. Al cabo de repetir mucho una determinada
actividad esta se convierte en un hábito. Por ejemplo: el bebé
consigue llevar la mano a la boca y chupar la mano le causa placer,
intenta repetirlo pero no siempre lo consigue porque no coordina la
mano con la boca.

ETAPA 3: REACCIONES CIRCULARES SECUNDARIAS


De los cuatro a los ocho meses de vida. Despliegan
intencionalmente su atención hacia un mundo ahora más amplio.
Implica una interacción con el medio. Es el proceso desde el que el
bebé toca algo por azar hasta que consigue tocarlo o cogerlo porque
quiere. Prefieren los juguetes que suenan, se mueven o se
balancean. Esta etapa consiste en arrojar los juguetes fuera de la
cuna o del parque. Los niños prestan atención a los objetos
directamente situados frente a ellos. En dicha etapa los niños
dependen todavía de descubrimientos accidentales de estímulos
interesantes y de la suerte para obtener los objetos que desean. Por
ejemplo: el bebé coge desde su cuna un móvil e intenta llevarlo a la
boca.

ETAPA 4: COORDINACIÓN DE ESQUEMAS


SECUNDARIOS Y SU APLICACIÓN A NUEVAS
SITUACIONES
De los ocho a los doce meses de vida. El niño tiende a construir
nuevos esquemas en torno a los esquemas adquiridos previamente y
comienza a aplicarlos a nuevas situaciones. Implica una
intermediación de objetos y cadena de posibles acciones. Aunque los
niños por ejemplo han progresado en el entendimiento de la
permanencia de los objetos, continúan presentando dificultades para
resolver este tipo de problemas. Por ejemplo: una niña que coge un
lapicero que está atado a un cordón, persigue la relación entre el
cordón y el objeto que quiere.

ETAPA 5: REACCIONES CIRCULARES TERCIARIAS Y EL


DESCUBRIMIENTO DE NUEVOS SIGNIFICADOS POR
EXPERIMENTACIÓN ACTIVAS.
Entre los doce y los dieciocho meses. Hay una serie creativa de
experimentos en los que los niños persiguen novedades por su propia
cuenta. Piaget explica como la repetición previa de una reacción
circular secundaria que resultaba placentera se convierte en una
reacción terciaria cuando el sujeto desvía la atención del acto
repetido a la consecuencia de este acto. En esta etapa cada niño
encontrará algo que le resulte interesante, e intentará jugar con el
objeto. Al ejecutar estas acciones satisfactorias, los niños
incrementan también su conocimiento acerca de los objetos y de las
relaciones espacio-temporales. Inventan nuevas conductas a través
de la experimentación.

ETAPA 6: INVENCIÓN DE NUEVOS SIGNIFICADOS


MEDIANTE COMBINACIONES MENTALES
De dieciocho o veinticuatro meses. Comienzan a representar
objetos a través de imágenes mentales. De este modo, son capaces
de representar ahora internamente objetos que no están presentes.
Es en esta etapa cuando el niño desea encontrar un objeto, por
ejemplo un juguete, y no cuenta con los patrones de conducta que le
ayuden a resolver el problema, inventa mentalmente unos nuevos,
haciendo esto, su comportamiento se hace más avanzado. Los
acontecimientos importantes de este periodo son la representación y
la invención.
Al terminar la sexta etapa del estadio sensoriomotor entramos
en el estadio preoperacional.
2.1.1DESARROLLO DEL NIÑO SEGÚN PIAGET

PRIMER MES:
NIÑO:
PESO: 4.0 Kg. MEDIDA: 55cm
NIÑA:
PESO: 3.5 Kg. MEDIDA: 45cm

DESARROLLO FISICO:
• Los movimientos de piernas, brazos y manos son todavía
primeramente reflejos.
• Empuja hacia fuera brazos y piernas.
• Levanta la cabeza brevemente.
• Puede mantener la cabeza en línea con la espalda.

DESARROLLO SENSORIO MOTOR:


• Se queda observando un objeto, pero no lo busca.
• Coordina el movimiento de los ojos hacia los lados.
• Los reflejos se van volviendo más eficientes.
• Cuando los dedos están abiertos agarra un objeto, pero lo deja
caer rápidamente.
• Responde a la voz humana.
• Busca o se dirige al pecho a pesar de no estar alimentándolo.
• Responde positivamente a la comodidad y satisfacción, y
negativamente al dolor.

DESARROLLO INTELECTUAL:
• Mirada y expresión vagas, impasivas e indirectas durante las
horas en que se encuentra despierto.
• Recuerda los objetos que reaparecen en dos y medio segundos.
• Espera la alimentación cada cierto intervalo.
• Llora deliberadamente para pedir ayuda.
• Se calla cuando lo alzan o ve rostros.

DESARROLLO SOCIAL
• La mayoría de las reacciones responden a estímulos internos,
pero otras son reacción a estímulos del medio.
• Sus ojos se fijan en la cara de la madre en respuesta a su
sonrisa si no esta muy lejos.
• Establece contacto de ojos a ojos.
• Se queda observando las caras y responde quedándose callado
y quieto.
• Ajusta su postura al cuerpo de la persona que lo esta cargando,
puede agarrarse a esa persona.
• Los patrones diarios de comer, llorar y dormir son muy
desorganizados.

SEGUNDO MES:
NIÑO
PESO: 5.2Kg MEDIDA: 58cm
NIÑA
PESO: 4.7 Kg. MEDIDA: 55cm

DESARROLLO FISICO:
• Los controles reflejos comienzan a desaparecer, mientras que
las acciones
se van volviendo mas voluntarias.
• Mueve como pataleando brazos y piernas suavemente.
• Puede mantener la cabeza hasta en un ángulo de 45 grados,
por algunos segundos.
• Cuando se alza verticalmente por el tronco trata de mantener la
cabeza firme y derecha.
• Comienza a descubrir sus manos y su movimiento.
• Puede mantener objetos agarrados por segundos.

DESARROLLO SENSORIOMOTOR:
• Se queda mirando indefinidamente a su alrededor.
• Coordina el movimiento circular de los ojos cuando observa un
objeto a plena luz.
• Los objetos que se mueven o balancean retienen su atención
por más tiempo.
• Fija su atención sobre uno de los objetos que se le muestra.
• Se sobresalta ante ciertos ruidos o se manifiesta ante estos con
un gesto.
• Escucha definitivamente los sonidos.
• En respuesta a estímulos interiores, probablemente puede
llegar a vocalizar o a gesticular.

DESARROLLO INTELECTUAL:
• Se excita ante la anticipación de los objetos.
• Reacciona con movimientos de todo su cuerpo y hace esfuerzos
para asir un objeto que le atrae particularmente.
• Puede comenzar a tener preferencias por el lado izquierdo o el
derecho.
• Comienza a estudiar el movimiento de sus propias manos.
• Reconoce las voces mas allegadas.
• Los sentidos están más coordinados.

DESARROLLO SOCIAL:
• Es capaz de manifestar angustia, excitación y placer.
• Se silencia cuando chupa.
• Visualmente, prefiere a una persona que a una cosa.
• Observa a una persona directa y atentamente y la sigue con los
ojos si esta moviéndose.
• Responde ante la presencia de una persona con excitación y
moviendo brazos y piernas jadeando o gesticulando.
• Se mantiene despierto por mas tiempo si las personas
interactúan con el.
• Disfruta el baño.

TERCER MES:
NIÑO
PESO: 6.0 Kg. MEDIDA: 61cm
NIÑA
PESO: 5.4 Kg. MEDIDA: 59cm

DESARROLLO FISICO:
• Mueve brazos y piernas vigorosamente, puede llegar a mover
los brazos juntos, luego las piernas o el brazo y la pierna de un
lado y luego los del otro.
• Se siente la fortaleza de su cuerpo cuando es cargado.
• Se recuesta contra el estomago con las piernas flexionadas.
• Cuando esta sobre el estomago levanta pecho y la cabeza por
segundos.
• Puede llegar a levantar la cabeza por muchos minutos.
• Intenta apoyarse con los codos cuando esta boca abajo.
• Ya el movimiento débil de la cabeza es mínimo.
• Comienza a agitarse con los objetos.

DESARROLLO SENSORIO MOTOR:


• Sigue un movimiento con los ojos y la cabeza.
• Para de chupar al mismo tiempo.
• Busca con la mirada de donde salen los sonidos, volteando la
cabeza y cuello.
• Distingue los sonidos del "habla" de otros sonidos.
• Agita los brazos cuando ve un objeto que le llama la atención.

DESARROLLO INTELECTUAL:
• Comienza a mostrar evidencia de memoria a más largo plazo.
• Esta a la expectativa de gratificaciones, como la alimentación.
• Comienza a reconocer a los miembros de la familia que están
cerca de el.
• Explora con sus propias manos su cara, ojos y boca.
DESARROLLO SOCIAL:
• Sonríe fácilmente y de manera espontánea.
• El llanto disminuye considerablemente.
• Permanece alegre.
• Aumentan las expresiones faciales, su tonicidad muscular y su
"vocalización".
• "Gorjea" y "arrulla" en respuesta a sonidos.
• Responde con todo su cuerpo a la cara que reconoce.
• Protesta cuando se le deja solo.

CUARTO MES:
NIÑO
PESO: 6.7Kg MEDIDA: 64cm
NIÑA
PESO: 6.0 Kg. MEDIDA: 61cm

DESARROLLO FISICO:
• Se extiende sobre el estomago con las piernas extendidas.
• Logra dar vueltas sobre su cuerpo.
• Realiza movimientos "natatorios" y se mueve en la cuna.
• Voltea su cabeza en todas las direcciones cuando esta
acostado.
• Utiliza sus manos con mayor agilidad y variedad.
• Hay intervalos predecibles entre la comida y los movimientos
del intestino.
• Duerme de diez a doce horas en la noche.

DESARROLLO SENSORIO MOTOR:


• Ahora puede enfocar su vista a diferentes direcciones.
• Podrá agarrar objetos pequeños entre sus dedos índice y
pulgar.
• Coge los objetos colgantes y se los lleva a la boca.
• Se queda mirando el lugar donde cae un objeto.
• Distingue y muestra interés en olores diferentes.
• Se silencia con la música.
• Juega con inmenso disfrute en el baño.
• Levanta su cabeza cuando esta en la bañera.

DESARROLLO INTELECTUAL:
• Tiene lapsos de memoria de cinco a siete segundos.
• Sonríe y vocaliza más a una persona que a una imagen.
• Reconoce a su madre y a veces se incomoda con extraños.
• Se da cuenta de cualquier situación extraña.
• Descubre la relación causa-efecto.

DESARROLLO SOCIAL:
• Inicia la socialización emitiendo sonidos, tosiendo o moviendo la
lengua.
• Se sonríe más abiertamente.
• "Vocaliza" sus estados de indecisión y protesta.
• Se interesa y puede sonreír al ver su imagen en el espejo.
• Responde y disfruta las caricias.
• Interrumpe a veces su alimentación por el juego.
• Responde y reconoce los estados de ánimo de su madre.

QUINTO MES:
NIÑO:
PESO: 7.4 Kg. MEDIDA: 67cm.
NIÑA
PESO: 6.6 Kg. MEDIDA: 63 cm.

DESARROLLO FISICO:
• Sobre la espalda levanta la cabeza y hombros correctamente.
• Se lleva los pies a la boca y se chupa los dedos.
• Se da vuelta para quedar sobre la espalda.
• Se desplaza balanceándose, meciéndose o girando sobre la
espalda, lo hace pateando sobre una superficie plana.
• Cuando se le sienta, la cabeza esta firmemente balanceada y la
mantiene constantemente erguida.
• Puede sostener el biberón con una o dos manos.

DESARROLLO SENSORIO MOTOR:


• Agarra mas firmemente, levanta su mano cuando hay un objeto
próximo a este.
• Alcanza el objeto tanto con una como con las dos manos.
• Imita sonidos y movimientos deliberadamente.

DESARROLLO INTELECTUAL:
• Permanece alerta durante casi dos horas continuas.
• Busca visualmente objetos que se muevan con rapidez.
• Se inclina para mirar un objeto que se ha caído.
• Reconoce objetos familiares.
• Tiene un modelo mental de los rostros humanos.
• Emite sonidos vocálicos y consonánticos.

DESARROLLO SOCIAL:
• Responde a los sonidos humanos definitivamente, voltea la
cabeza, parece buscar la persona que habla.
• Sonríe y vocaliza para establecer contacto con la gente para así
ganar su atención.
• Interrumpe las conversaciones a Su alrededor, "vocalizando".
• Deja de llorar cuando le hablan.
• Hace caras imitando.
SEXTO MES:
NIÑO
PESO: 79.9Kg MEDIDA: 68.5cm.
NIÑA
PESO: 7.1 Kg. MEDIDA: 65.0 cm.

DESARROLLO FISICO:
• Se voltea y gira en todas las direcciones.
• Puede llegar a tener equilibrio cuando esta sentado; puede
inclinarse hacia delante y hacia atrás.
• Gira su cabeza libremente.
• Si se le sienta en una silla se "bambolea".
• Se prepara para gatear.
• Inicia el palmoteo

DESARROLLO SENSORIO MOTOR:


• Extiende la mano para alcanzar un juguete que se le ha caído.
• Murmulla, se arrulla o deja de llorar en respuesta a la musical.
• Le gusta jugar con la comida.
• Desarrolla preferencias muy fuertes de gusto.
• Utiliza un juguete para alcanzar otro.

DESARROLLO INTELECTUAL:
• Es capaz de alcanzar algo muy rápidamente y sin "tropezar".
• Sus ojos dirigen ahora sus manos para alcanzar algo.
• Puede comparar dos objetos.
• Cambia de estados de ánimo abruptamente.
• Puede emitir mas consonantes (f,t,v,s,z). Varía el volumen, el
tono y la proporción en las emociones.
DESARROLLO SOCIAL:
• Prefiere jugar con personas.
• Balbucea y se vuelve activo cuando oye sonidos que le alteren.
• Balbucea más intensamente en respuesta a voces femeninas.
• "Chilla ante la excitación, se ríe con el "estomago".
• Trata de imitar expresiones faciales.
• Se voltea cuando oye su nombre.

SÉPTIMO MES:
NIÑO
PESO: 8.4Kg. MEDIDA: 70.0cm.
NIÑA
PESO: 7.6Kg. MEDIDA: 66.5 cm.

DESARROLLO FISICO:
• Se levanta sobre manos y rodillas. Va adquiriendo posición de
gateo.
• Se arrastra con un objeto en la mano; usualmente va hacia
delante.
• Tendera a gatear.
• Equilibra bien la cabeza.
• Se sienta solo firmemente durante algunos minutos.
• Es posible que ya tenga dos dientes.
DESARROLLO SENSORIO MOTOR:
• Alcanza a agarrar un juguete con una mano.
• Manipula, golpea y se lleva los objetos a la boca.
• Juega vigorosamente con juguetes que emiten sonidos como
campanas o sonajeros.
• Agarra o manipula una taza o una cuchara jugando.
• Explora su cuerpo con su boca y manos.
DESARROLLO INTELECTUAL:
• Su atención es mas fija; hay gran interés por los detalles.
• Comienza a aprender las implicaciones de actos familiares.
• Puede asociar el retrato de un bebe con el mismo y dar un
sonido apropiado.
• Trata de imitar sonidos o serie de sonidos.
• Pueden decir "papá" o" mamá" sin significado.

DESARROLLO SOCIAL:
• Muestra deseos de ser incluido en interacción social.
• Se emociona ante el juego.
• Comienza a demostrar el buen humor ante lo que le gusta y la
molestia ante lo que no.
• Se resiste ante las presiones de hacer algo que no quiere.
• Puede asustarse ante extraños.
• Esta aprendiendo el significado del "no" por el tono de voz.

OCTAVO MES:
NIÑO
PESO: 8.8 Kg. MEDIDA: 71.5 cm.
NIÑA
PESO: 8 Kg. MEDIDA: 68.0 cm.

DESARROLLO FISICO:
• Al comienzo del gateo puede hacerlo hacia delante y hacia
atrás.
• Se inclina sobre sus rodillas.
• Intenta sentarse solo.
• Puede sentarse y mecerse sobre sus nalgas.
• Utiliza muebles para intentar pararse.
DESARROLLO SENSORIO MOTOR:
• Observa las manos en diferentes posiciones, sosteniendo y
dejando caer objetos.
• Comienza a desarrollar la capacidad de agarrar las cosas con el
índice y el pulgar a manera de pinza.
• Puede asir una cuerda.
• Aplaude y agita sus manos.
• Saborea las cosas.

DESARROLLO INTELECTUAL:
• Recuerda un evento pasado y una acción propia.
• Comienza a mostrar conciencia del tiempo.
• Tiene un modelo mental del rostro humano y empieza a
interesarse en sus variaciones.
• Vocaliza en dos silabas.

DESARROLLO SOCIAL:
• Grita para llamar la atención.
• Mantiene interés en jugar.
• Puede decir adiós con la mano.
• Empuja o rechaza algo que no quiere.

NOVENO MES:
NIÑO
PESO: 9.3 Kg. MEDIDA: 73.0 cm.
NIÑA
PESO: 8.5kg MEDIDA: 70.5 cm.

DESARROLLO FISICO:
• Gatea con una mano ocupada o levantada.
• Puede subir escaleras gateando.
• Se sienta correctamente en una silla.
• Se mantiene cerrado por largo tiempo.
• Puede comenzar a dar sus primeros pasos, apoyándose en los
muebles.

DESARROLLO SENSORIO MOTOR:


• Aplaude o golpea objetos con su cuerpo.
• Recoge y manipula dos objetos cada uno en una mano.
• Deja caer uno de los objetos para coger un tercero.
• Puede hacer una torre de dos bloques.
• Escucha conversaciones y tonos de cantos.

DESARROLLO INTELECTUAL:
• Reconoce las dimensiones de los objetos.
• Se aburre con la estimulación de un mismo estimulo.
• Puede acordarse de un juego del día anterior.
• Puede seguir instrucciones muy sencillas.
• Puede decir papa o mama como nombres específicos.

DESARROLLO SOCIAL:
• Vive ansioso de ser aprobado.
• Inicia el juego.
• Escoge un juguete para jugar.
• Puede ser sensible hacia otros niños; llora si ellos lloran.
• Imita los sonidos de la lengua.
• Quiere jugar cerca de su madre.

DÉCIMO MES
NIÑO
PESO: 9.6 Kg. MEDIDA: 74cm.
NIÑA
PESO: 8.8 Kg. MEDIDA: 71 cm.

DESARROLLO FISICO:
• Tendera a pararse.
• Da pequeños pasos entre los muebles.
• Sube y baja de las sillas y otros muebles.
• Cuando esta parado es capaz de sentarse.
• Puede tener problemas para dormir.

DESARROLLO SENSORIO MOTOR:


• Observa los objetos individuales y separados de los otros.
• Carga dos pequeños objetos en una mano.
• Abre cajones para explorar su contenido.
• Le interesa encajar una cosa con otra.
• Comprende mejor el lenguaje.

DESARROLLO INTELECTUAL:
• Busca un objeto que ve que esta escondido.
• Intenta señalar las distintas partes del cuerpo cuando se le
pregunta.
• Puede repetir una palabra necesariamente.
• Entiende y obedece algunas palabras y ordenes.

DESARROLLO SOCIAL:
• Busca ser acompañado y recibir atención.
• Aumenta la conciencia de si mismo, de la aprobación o
desaprobación social.
• Imita gestos, expresiones sociales y sonidos.
• Muestra preferencias por uno o varios juguetes.
• Muestra miedo a lugares extraños.
UNDÉCIMO MES
NIÑO
PESO: 9.9Kg: MEDIDA: 75.5cm
NIÑA
PESO: 9.2 Kg. MEDIDA: 73 cm.

DESARROLLO FISICO:
• Puede llegar a pararse solo.
• Se soltara a caminar por ratos.
• Trepa escaleras.
• Se acurruca y se inclina.
• Aprende a bajar escaleras de espalda.

DESARROLLO SENSORIO MOTOR:


• Recoge minuciosamente pequeños objetos.
• Deliberadamente coloca objetos.
• Coloca y quita objetos dentro de una caja.
• Levanta la tapa de una caja.

DESARROLLO INTELECTUAL:
• Compara un mismo acto hecho por cada lado de su cuerpo.
• Asocia propiedades con cosas.
• Obedece órdenes, y ha establecido el significado del "no".
• Sus conversaciones son todavía balbuceos con algunos pocos
sonidos inteligibles.

DESARROLLO SOCIAL:
• Imita movimientos de adultos.
• No siempre coopera.
• Muestra culpa en cosas que hace mal.
• Aumenta la dependencia hacia su madre.
PRIMER AÑO:
NIÑO
PESO: 10.3Kg. MEDIDA: 77 cm.
NIÑA.
PESO: 9.5 Kg. MEDIDA: 74 cm.

DESARROLLO FISICO:
• Muestra una combinación de estar de pie, caminar y pasear.
• Aunque camina, a veces prefiere gatear como una manera más
eficiente de locomoción.
• Se para flexionando las rodillas.
• Hace movimientos "rotatorios en la bañera.
• Probablemente insiste en alimentarse solo.

DESARROLLO SENSORIO MOTOR:


• Utiliza y alcanza con su mano preferida.
• Encaja una cosa con otra en vez de separarlas solamente.
• Construye una torre de dos s tres bloques después que ha
observado una demostración.
• Tiende a llevarse uno o dos objetos a la boca
• Disfruta con el agua en el lavamanos o en el baño.

DESARROLLO INTELECTUAL:
• Desenvuelve los juguetes; encuentra un juguete que ha sido
escondido dentro o debajo de algo.
• Recuerda eventos por mucho más tiempo.
• Puede agrupar algunos objetos por su forma y color.
• Identifica animales en libros de cuentos o revistas.
• Comienza a desarrollar la conciencia.

DESARROLLO SOCIAL:
• Expresa muchas emociones y las distingue en otros.
• Manifiesta cariño hacia las personas y juguetes favoritos.
• Demuestra un gran interés por lo que hacen los adultos.
• Puede negarse a comer nuevos alimentos o a ser alimentado
por su madre.
• Todavía le asustan los lugares y personas extrañas.

SEGUNDO AÑO:
NIÑO
PESO: 13Kg. MEDIDA: 89 cm.
NIÑA
PESO: 12 Kg. MEDIDA: 86 cm.

DESARROLLO MOTOR:
• Tiene una gran soltura al subir y bajar. Buen equilibrio en todos
sus movimientos.
• Salta con los pies juntos.
• Sabe recibir y devolver la pelota.
• Se para en un solo pie con ayuda.

DESARROLLO COGNISCITIVO:
• Tiene incipientes nociones de tiempo y espacio
• Arma torres de seis o siete cubos y alinea más de 20.
• Reconoce la mayoría de las partes de su cuerpo.
• Concibe los objetos como fuentes de acciones.

DESARROLLO DEL LENGUAJE:


• Avanza y consolida la comprensión del lenguaje.
• Se llama así mismo correctamente por su nombre.
• Dice frases de tres o cuatro palabras.
• Comienza a usar posesivos y pronombres.

DESARROLLO SOCIOAFECTIVO:
• Come por si solo.
• Establece fácilmente relaciones con personas extrañas a el.
• Continúa la contradicción entre ser independiente y
dependiente.
• Puede iniciar el control de los esfínteres rectales.

3. PSICOMOTRICIDAD EN EL NIÑO DE 0-2


AÑOS
Hay un orden definido para la adquisición de destrezas motrices
y la habilidad de moverse deliberada y acertadamente es progresiva.
Las habilidades van de lo simple a lo complejo. Primero, el niño alza
objetos relativamente grandes con toda su mano. Luego, gradúa el
uso de pequeños movimientos como de pinza con su pulgar y su
índice para alzar objetos muy pequeños. Después de que ha logrado
control sobre movimientos separados de los brazos, manos, piernas y
pies, será capaz de coordinar todos estos movimientos para poder
caminar.
La habilidad para caminar y la precisión para agarrar son dos de
las habilidades motrices más distintivas de los humanos, ninguna de
las cuales está presente en el momento de nacer.

3.1 CONTROL DE LA CABEZA

Al nacer, el bebé puede voltear la cabeza de lado a lado cuando


está acostado hacia arriba y, cuando está boca abajo, puede levantar
la cabeza lo suficiente como para voltearla. Primero domina el elevar
la cabeza mientras que está boca abajo; luego mantiene su cabeza
derecha cuando se le sostiene, y después levanta la cabeza cuando
está boca arriba. Durante sus primeros 2 ó 3 meses continúa
elevando la cabeza más alto y, alrededor de los 4 meses, puede
mantenerla derecha cuando se le ayuda o cuando se lo mantiene
sentado.

3.2 CONTROL DE LAS MANOS

Aproximadamente a los 3 meses y medio, el bebé puede


agarrar un objeto de tamaño no muy grande, aunque todavía tiene
dificultad para agarrar cualquier cosa que sea mucho más pequeña.
Alrededor de los 7 meses, las manos están lo suficientemente
coordinadas como para poder alzar un guisante de la bandeja de su
silla de comer, haciendo uso solamente de un movimiento como de
pinza. A los 14 meses puede construir una torre de dos cubos;
alrededor de los dos años pude agarrar una taza y beber de ella, y su
lateralidad ya se halla bien establecida; aproximadamente 3 meses
antes de su tercer cumpleaños, puede copiar un círculo, bastante
bien.

3.3 LOCOMOCIÓN
A los 3 meses, después de un cuarto de año como prisionero de
la gravedad, el bebé empieza a rodar sobre sí mismo a propósito,
primero de su estómago a la espalda y más tarde de la espalda al
estómago. Los bebés aprenden a sentarse ya sea levantándose por sí
mismos, ya sea cuando están acostados o dejándose caer cuando
están de pie.
El bebé promedio puede sentarse sin apoyo entre los 5 y 6
meses y puede adoptar una posición de sentado sin ninguna ayuda,
dos meses más tarde. Alrededor de los 6 meses aproximadamente,
empiezan a moverse por todas partes en forma muy variada y bajo su
propia cuenta y riesgo. Se mueven sobre el estómago, empujan el
cuerpo con los brazos y arrastran con dificultad los pies detrás de
ellos. A veces, sentados, corren rápidamente, empujándose hacia
delante con los pies y las manos. La mayoría de los bebés ya se
desenvuelven por todas partes con bastante propiedad alrededor de
los 9 ó10 meses.
Alrededor de los 10 meses, después de unos 4 meses de
práctica parándose con el apoyo de cualquier objeto, puede soltarse y
pararse solo. Alrededor de dos semanas antes del primer
cumpleaños, se pone de pie correctamente, por sí mismo.

3.4 DESCRIPCIÓN GENERAL: EL NIVEL MEDIO DE DESARROLLO

SEGÚN LAS DIFERENTES EDADES

Recién nacido
• La cabeza cuelga hacia abajo.
• La cabeza hacia un lado, pelvis elevada, rodillas debajo del
abdomen.
• Reflejo de deambulación (2 – 3 semanas), se prolonga durante
varias más si el cuello está extendido.

4 semanas
Motricidad gruesa
• Suspensión ventral – (colocado en posición prona con la mano
debajo del abdomen), cabeza erguida momentáneamente.
Codos flexionados, caderas extendidas parcialmente, rodillas
flexionadas.
• Prono –pelvis elevada, rodillas encogidas principalmente bajo el
abdomen. Extensión parcial intermitente de la cadera y la
rodilla. Levanta momentáneamente la barbilla de la mesa. La
cabeza preferentemente hacia un lado.
• En el paso a la posición de sentado –cabeza casi
completamente péndula. Se le mantiene en la posición de
sentado –espalda uniformemente redondeada. Puede mantener
la cabeza erguida momentáneamente.
• Supino –se observa un reflejo tónico asimétrico del cuello en
situación de reposo.
• Se le mantiene de pie –las rodillas y las caderas no tienen
ninguna reacción de apoyo. Reflejo de deambulación, si se
coloca la planta del pie presionando sobre una superficie plana.
Manos
• Manos predominantemente cerradas.
• Reflejo de prensión.

6 semanas
Motricidad gruesa
• Suspensión ventral –momentáneamente mantiene la cabeza al
mismo nivel que el resto del cuerpo. Cierta extensión de las
caderas y cierta flexión de las rodillas. Flexión de los codos.
• Prono –pelvis elevada, pero ya no tiene las rodillas debajo del
abdomen. Mucha extensión intermitente de las caderas. Barbilla
elevada intermitentemente por encima de la mesa. Cabeza
vuelta hacia un lado.
• En el paso a la posición de sentado –considerable retraso de la
cabeza, pero no completo.
• Se le mantiene en la posición de sentado –aguanta la cabeza
intermitentemente.
• Se le mantiene de pie –sin reflejo de deambulación. La cabeza
cae hacia adelante. Puede aguantar la cabeza
momentáneamente.
• Supino –el reflejo tónico asimétrico del cuello, en reposo, se
observa intermitentemente.
Manos
• Frecuentemente abiertas. El reflejo de prensión puede
perderse.
8 semanas
Motricidad gruesa
• Suspensión ventral –puede mantener la cabeza en el mismo
plano que el resto del cuerpo.
• Prono –la cabeza principalmente en la línea media.
Intermitentemente, mantiene la barbilla fuera de la mesa, de
modo que el plano de la cara forma con la mesa un ángulo de
45 grados.
• Paso a la posición de sentado –menor retraso de la cabeza.
• Se le mantiene en la posición de sentado –menos
redondeamiento de la espalda. La cabeza se aguanta, pero a
veces se bambolea hacia adelante.
• Supino –la cabeza principalmente hacia un lado. Se observa un
reflejo tónico asimétrico del cuello de forma intermitente en
situación de reposo.
• Se le mantiene de pie –capaz de aguantar la cabeza más que
momentáneamente.
Manos
• Frecuentemente abiertas. Sólo un ligero reflejo de prensión.

12 semanas
Motricidad gruesa
• Suspensión ventral –aguanta la cabeza durante un período
prolongado en un nivel superior al del resto del cuerpo.
• Prono –pelvis plana sobre la mesa. Mantiene la barbilla y los
hombros fuera de la mesa durante un período prolongado, de
modo que la cara forma con la mesa un ángulo que va de 45 a
90 grados, peso apoyado en los antebrazos.
• Paso a la posición de sentado –solamente un ligero retraso de la
cabeza.
• Se le mantiene en la posición de sentado –cabeza erguida
principalmente, pero todavía se bambolea hacia adelante.
• Supino –sin reflejo tónico asimétrico del cuello.
Manos
• Sin reflejo de prensión.
• Manos relajadamente abiertas.
• Si se le coloca un sonajero en la mano, lo sujeta durante un
minuto o más.
• Mira como si quisiera coger un objeto, pero si no se le coloca en
la mano no puede.

16 semanas
Motricidad gruesa
• Prono –la cabeza y el pecho fuera de la mesa, de manera que
ésta forma con la cara un ángulo de 90 grados.
• Posición de “nadador” –miembros totalmente extendidos.
• Paso a la posición de sentado –solamente un ligero retraso de la
cabeza al comienzo del movimiento.
• Se le mantiene en la posición de sentado –cabeza erguida
constantemente.
• El niño mira activamente a su alrededor.
• La cabeza se bambolea si el examinador sacude al niño,
mostrando que el control de la cabeza es incompleto.
• Ahora la espalda solamente está redondeada en la región
lumbar.
• Supino –cabeza en la línea media.
Manos
• Junta las manos al jugar. La mirada a la mano todavía se
produce.
• Se oculta la cara con el vestido, jugando.
• Trata de coger un objeto con las manos, pero no atina.
• Juega con el sonajero colocado en su mano durante un periodo
largo y lo agita, pero no puede recogerlo si se le cae.
20 semanas
Motricidad gruesa
• Prono –peso en los antebrazos.
• Paso a la posición de sentado –sin retraso de la cabeza.
• Se le mantiene en la posición de sentado –no se produce
bamboleo si el examinador sacude su cuerpo.
• Espalda recta.
• Supino –pies a la boca.
• Se le mantiene en bipedestación –aguanta la mayor parte del
peso.
Manos
• Capaz de coger los objetos voluntariamente.
• Juega con los dedos del pie. Estruja el papel.
• Salpica en el baño. Se lleva objetos a la boca.

Cubo
• Coge; aproximación ambidextra; se lo lleva a la boca.

24 semanas
Motricidad gruesa
• Prono –peso en las manos, no en los antebrazos; pecho y parte
superior del abdomen elevados de la mesa.
• Cuando se le va a colocar en la posición de sentado, levanta la
cabeza por encima de la mesa.
• Se sienta con ayuda en una silla alta.
• Se le mantiene en bipedestación –aguanta casi todo el peso
sobre las piernas.
• Voltea de la posición prona a la supina.
• Ya no se da la mirada a la mano.
Manos
• Sujeta el biberón.
• Se coge los pies.
Cubo
• Prensión palmar del cubo.
• Suelta un cubo, cuando se le da otro.
Alimentación
• Bebe de una taza si se le coloca en los labios.

28 semanas
Motricidad gruesa
• Prono –aguanta el peso sobre una mano.
• Se mantiene sentado sobre la mesa apoyándose en las manos.
• Voltea de la posición supina a la prona.
• Supino –levanta la cabeza de la mesa espontáneamente.
• Se le mantiene en bipedestación –bota con satisfacción.
Manos
• Puede comer solo una galleta.
• Le gusta jugar con papel.
• Aproximación unidextra
.
Cubo
• Golpea el cubo sobre la mesa.
• Lo pasa de una mano a la otra.
• Si tiene un cubo en la mano, lo retiene al ofrecerle otro.
Alimentación
• Mastica.
• Mantiene los labios cerrados, cuando se le da más comida de la
que quiere.

32 semanas
Motricidad gruesa
• Se mantiene sentado momentáneamente en el suelo sin ayuda.
• Reajusta su postura para alcanzar un objeto; por ejemplo, se
echa hacia adelante para alcanzarlo.
• Con ayuda, aguanta fácilmente todo el peso sobre las piernas.
Puede permanecer de pie, cogido.

36 semanas
Motricidad gruesa
• Prono –al tratar de gatear, se va hacia atrás.
• Puede avanzar volteando.
• Se mantiene sentado sin dificultad en el suelo durante 10
minutos.
• Se inclina hacia adelante y recupera el equilibrio, pero no puede
inclinarse hacia los lados.
• Permanece de pie cogido a los muebles. Es capaz de ponerse
solo de pie.
Manos
• Puede coger un objeto del tamaño de una mora con la punta del
índice y el pulgar.
Cubos
• Compara dos cubos poniéndolos juntos.

40 semanas
Motricidad gruesa
• Prono –posición de gateo, sobre el abdomen.
• Gatea empujándose hacia adelante con las manos.
• Posición de sentado –puede pasar a la posición prona o cambiar
de la posición prona a la de sentado.
• Puede pasar solo a la posición de sentado.
• Se mantiene sentado con facilidad, con poco riesgo de perder el
equilibrio.
• De pie –puede permanecer de pie agarrado a los muebles.
Claudica, cayendo al suelo.
Manos
• Trata de tocar objetos con el dedo índice.
Cubos
• Comienza a soltar los objetos.

44 semanas
Motricidad gruesa
• Prono –va a gatas, abdomen elevado de la mesa.
• De pie –levanta el pie.
Cubos
• Comienza a meter y a sacar objetos.
El vestir
• Extiende el brazo para que le pongan la manga, o el pie para
que le pongan el zapato.
48 semanas
Motricidad gruesa
• Prono –cuando gatea, la planta del pie puede estar plana sobre
la mesa.
• Sentado –gira la cabeza, se da la vuelta para coger un objeto.
• Camina, agarrado a los muebles. Camina, cogiéndole de las dos
manos.

1 año
Motricidad gruesa
• Prono –anda sobre las manos y los pies como un oso.
• Anda, cogiéndolo de una mano.
• Puede pivotar, apoyándose en las nalgas y en la mano.
Manos
• El llevar las manos a la boca ha cesado prácticamente.
• Comienza a arrojar objetos al suelo.
15 meses
Motricidad gruesa
• Trepa por las escaleras. Se arrodilla sin ayuda.
• Camina sin ayuda (desde los 13 meses).
• Puede colocarse en la posición de pie sin ayuda.
• Cae, al claudicar.
• No puede girar una esquina, ni pararse de repente.
Manos
• Arroja objetos al suelo constantemente.
Cubos
• Construye una torre de 2.
• Sujeta 2 cubos con una mano.
Pelota
• No puede arrojarla sin caerse.
El vestir
• Le gusta quitarse los zapatos.
Alimentación
• Come solo, cogiendo la taza, bebiendo y dejándola.
• Utiliza la cuchara, pero se le gira cerca de la boca.
• Se alimenta completamente por sí solo, sin ningún tipo de
ayuda.
Lápiz
• Imita un garabateo o garabatea espontáneamente.

18 meses
Motricidad gruesa
• Sube y baja las escaleras, cogiéndose a la barandilla, sin ayuda.
• Sube las escaleras cogido de una mano.
• Anda tirando de un juguete o llevando una muñeca.
• Se sienta solo en la silla.
• Comienza a saltar (sobre ambos pies).
Cubos
• Torre de 3 ó 4.
Pelota
• Arroja la pelota sin caerse.
El vestir
• Se saca los guantes, los calcetines, se baja la cremallera.
Alimentación
• Utiliza bien la cuchara sin rotación.
Lápiz
• Garabatea espontáneamente.
• Hace trazos imitativamente.

2 años
Motricidad gruesa
• Sube y baja las escaleras solo, dos pies por escalón. Camina
hacia atrás imitativamente (desde los 21 meses).
• Recoge un objeto sin caerse.
• Corre. Da patadas a la pelota, sin perder el equilibrio.
Manos
• Gira el pomo de la puerta, abre un bote.
• Se lava y se seca las manos.
Cubos
• Torre de 6 ó 7 (5 ó 6 a los 21 meses).
• Forma una especie de tren con los cubos, sin chimenea.
Pelota
• Chuta.
El vestir
• Se pone los zapatos, los calcetines, los pantalones.
• Se quita los zapatos y los calcetines.
Lápiz
• Imita un trazo vertical y circular.
3.4.1 CONDUCTAS ESPECÍFICAS
Suspensión ventral

Recién nacido La cabeza cuelga hacia abajo.


4 semanas Cabeza levantada momentáneamente. Codos
flexionados. Cierta extensión de las caderas y
flexión de las rodillas.
6 semanas Cabeza situada momentáneamente al mismo
nivel que el resto del cuerpo.
8 semanas Cabeza mantenida al mismo nivel que el resto
del cuerpo: levantada por encima de este nivel
momentáneamente.
12 semanas Cabeza mantenida muy por encima del plano
del resto del cuerpo.

Posición prona

Recién nacido Cabeza hacia un lado, pelvis elevada, rodillas


debajo del abdomen.
6 semanas Las rodillas sólo intermitentemente debajo del
abdomen. Da patadas de forma intermitente.
Barbilla fuera de la mesa, intermitentemente.
8 semanas La cabeza principalmente en la línea media.
Levanta la barbilla de forma que la cara se
encuentra con la mesa en un ángulo de 45º.
12 semanas Pelvis plana sobre la mesa. El plano de la cara
forma con la mesa un ángulo que oscila entre
45º y 90º.
16 semanas Pecho fuera de la mesa. La cara forma con la
mesa un ángulo de 90º.
20 semanas Peso sobre los antebrazos.
24 semanas Peso sobre las manos con los brazos
extendidos. El pecho y la parte superior del
abdomen fuera de la mesa.
Gira sobre sí mismo, de prono a supino.
28 semanas Puede soportar el peso sobre una mano.
36 semanas Cuando trata de gatear, se va hacia atrás.
40 semanas Gatea sobre el abdomen.
44 semanas Va a gatas, sobre las manos y las rodillas.
48 semanas Gatea, planta del pie sobre el suelo de forma
intermitente.
52 semanas Camina como un oso.
15 meses Trepa por las escaleras. Se arrodilla sin apoyo.

Paso a sentado

Recién nacido Paso a sentado -retraso cefálico completo.


4 semanas Mantenido sentado -espalda arqueada.
Levanta momentáneamente la cabeza.
Paso a sentado -retraso cefálico casi completo.
12 semanas La cabeza casi se aguanta estando sentado,
pero tiende a caer hacia adelante.
16 semanas Solamente un ligero retraso de la cabeza,
cuando se le pasa a la postura de sentado. Se
bambolea la cabeza, si se sacude el cuerpo –en
la posición de sentado. Espalda arqueada
solamente en la región lumbar.
20 semanas No hay retraso de la cabeza, cuando se le pasa
a sentado. No hay bamboleo de la cabeza,
cuando se le sacude el cuerpo. Espalda recta.
24 semanas Se sienta con ayuda en el carrito o en la silla
alta. Flexiona la cabeza, elevándola de la mesa
cuando se le pasa a sentado.
28 semanas Se mantiene sentado en el suelo, apoyándose
con las manos por delante.
32 semanas Se mantiene sentado momentáneamente en el
suelo sin ayuda.
36 semanas Se mantiene sentado estable en el suelo
durante 10 minutos. Se inclina hacia delante
(pero no hacia los lados) y recupera el
equilibrio.
40 semanas Puede pasar a prono y cambiar de prono a
sentado. Puede pasar por sí solo a la posición
de sentado.
48 semanas Se puede girar para coger un objeto.
15-18 meses Se sienta solo en la silla.
Bipedestación y marcha

Recién nacido Reflejo de deambulación (primeras 2-3


semanas) –se prolonga durante varias semanas
más si el cuello está extendido.
8 semanas Si se le mantiene en posición de sentado, es
capaz de mantener la cabeza erguida durante
más tiempo.
24 semanas Soporta casi todo el peso.
28 semanas Si se le aguanta de pie, salta con placer.
36 semanas Se mantiene de pie agarrado a los muebles. Es
capaz de ponerse de pie.
44 semanas De pie, levanta un pie.
48 semanas Anda, agarrado a los muebles. Camina
cogiéndole de las dos manos.
52 semanas Anda, agarrándole de una mano.
13 meses Anda, sin ayuda.
15 meses Sube las escaleras gateando. Se coloca de pie
sin ayuda. Se arrodilla sin apoyo. No puede
doblar las esquinas o pararse de repente.
18 meses Puede subir y bajar las escaleras sin ayudó.
Tira de los juguetes con ruedas. Se sienta solo
en la silla. Comienza a saltar (sobre los dos
pies).
2 años Sube y baja las escaleras solo, apoyando dos
pies en cada peldaño. Camina hacia atrás
imitando. Coge un objeto del suelo sin caerse.
Corre. Da patadas a una pelota sin perder el
equilibrio.

Manipulación

Recién nacido Durante los primeros 2 o 3 meses –reflejo de


prensión.
4 semanas Manos predominantemente cerradas.
8 semanas Manos frecuentemente abiertas. Solamente un
ligero reflejo de prensión.
12 semanas Sin reflejo de prensión. Juega con un sonajero
colocado en su mano durante varios segundos.
Se tira de la ropa.
Manos casi siempre abiertas. Mira como si
quisiera coger el objeto.
16 semanas Junta las manos jugando. Se tapa la cara con el
vestido, jugando. Trata de alcanzar un objeto,
pero no atina. Juega con un rastrillo colocado
en su mano durante un período prolongado y
lo mueve.
20 semanas Es capaz de coger un objeto voluntariamente.
Ataxia, asinergia, dismetría.
Juega con los dedos de los pies.
Se lleva objetos a la boca.
Aproximación ambidextra a los objetos.
24 semanas Sujeta una botella. Se coge los pies.
Prensión palmar de los cubos. Suelta uno,
cuando le dan otro.
28 semanas Pasa objetos de una mano a otra.
Aproximación unidextra.
Se come solo una galleta.
Golpea un objeto sobre la mesa.
Retiene un cubo, cuando le ofrecen otro.
36-40 Aposición dedo-pulgar; puede coger una mora
semanas entre el índice y el pulgar.
40 semanas Aproximación dedo índice.
Inicio de soltar objetos a voluntad.
Ofrece un juguete al examinador. No lo suelta.
44 semanas Mete un objeto tras otro en un cesto.
48 semanas Da el juguete al examinador.
1 año Los movimientos de la boca casi han cesado.
12-15 meses Arroja objetos al suelo.
15 meses Construye torre con 2 o 3 cubos de 3 cm.
Sujeta 2 cubos con una mano.
18 meses Torre de 3 o 4 cubos.
2 años Torre de 6 a 7 cubos.
Gira el pomo de la puerta. Abre un tarro.
Es capaz de ponerse los zapatos, los calcetines
y los pantalones.

Alimentación y vestir

24 semanas Bebe de una taza si se la colocan en los labios.


6 meses Mastica. Come galletas.
15 meses Sabe utilizar una taza, cogiéndola, dejándola
sin derramar demasiado.
Gira la cuchara cuando la tiene cerca de la
boca.
Se alimenta totalmente solo, sin ayuda.
Se quita los zapatos.
18 meses Se quita los guantes, zapatos, calcetines, se
baja la cremallera.
Ya no gira la cuchara.
2 años Se pone y se quita los zapatos, calcetines y
pantalones.

4. SOCIALIZACIÓN
4.1 DESARROLLO EMOCIONAL-APEGO

El desarrollo emocional depende de muchos factores, algunos


de los cuales son innatos y visibles en el nacimiento y otros sólo
aparecen después de un tiempo. Este proceso puede provenir de un
reloj “biológico” en maduración, gobernado por el cerebro, el cual
dispara sentimientos específicos en diferentes etapas. Esta cronología
puede tener valor para la subsistencia: expresiones de dolor de niños
indefensos de dos meses pueden hacer que se les proporcione la
ayuda que necesitan, mientras que la ira expresada por los mismos
bebés en la misma situación, pero siete meses más tarde, puede
ocasionar que alguien haga algo para ayudarles, por ejemplo a alejar
a una persona que le molesta.
Poco después de nacer, los bebés muestran interés, angustia y
disgusto. En los meses siguientes van más allá de estas expresiones
primarias para expresar alegría, cólera, sorpresa, timidez, miedo.
Pero emociones más complejas que dependen del sentido de sí
mismo llegan más tarde, alguna de ellas el segundo año, que es
cuando la mayoría de los niños desarrollan la autoconciencia:
capacidad para reconocer sus propias acciones, intenciones, estados
y competencia y para entender que están separados de otras
personas y cosas. Al darse cuenta de esto, pueden pensar sobre sus
acciones y juzgarlas.
Alrededor de los ocho meses, la mayoría de los bebés
desarrollan miedo a los extraños, sin embargo no muestra miedo si el
extraño es otro niño.
El logro de la autoconciencia representa un gran salto de los
niños en la comprensión y en la relación con otra gente; pueden
colocarse en el lugar de otras personas y así desarrollan el
sentimiento de empatía; además pueden pensar sobre sus propios
sentimientos. Cuando se dan cuenta de que nadie más puede conocer
sus pensamientos, desarrollan la habilidad de mentir.

4.1.1 EVOLUCIÓN DEL APEGO DESDE EL


NACIMIENTO HASTA LA EDAD ADULTA
La definición que hemos decidido escribir es la que presentan
Isabel Luján y Julio Machargo en su libro Psicología de desarrollo y de
la educación en edad escolar.
Apego: se entiende por apego la estrecha vinculación
emocional que el niño establece con aquellas personas de su entorno
que más directamente interactúan con él, generalmente las que le
cuidan y satisfacen sus necesidades. Fruto de esa vinculación es el
lazo invisible que le empuja a buscar su compañía y que perdura a lo
largo del tiempo. La característica inconfundible del apego es
procurar un cierto grado de proximidad al objeto de apego, que no
siempre implica contacto físico; ese vínculo se mantiene en distintas
situaciones, incluso en ausencia de la persona objeto del apego.
Para realizar este punto nos hemos basado en el autor Félix
López (Desarrollo afectivo y social): Este autor nos describe la
evolución que se sigue este vínculo desde que se crea en el niño
(nada mas nacer)

- Desarrollo del apego en la primera infancia


Dentro de este periodo y dependiendo del autor se establecen
tres o cuatro etapas. Félix López establece tres fases o estadios.

 Fase 1. Orientación hacía las personas sin


reconocimiento de las figuras que le cuidan (0-3meses)
Desde los primeros momentos de vida las personas ocupan un
lugar especial entre los elementos que rodean al bebé. Durante
estos tres primeros meses asistimos a una progresiva
orientación de las conductas y señales emocionales hacía los
seres humanos. Aunque las habilidades para la interacción
social se desarrollan lentamente, conforme aumentan los
periodos de alerta aumentan las oportunidades de interacción.
Algunos de estos progresos en la interacción social son:
El llanto: comienza como algo espontáneo, pero desde la
segunda semana se relaciona con factores externos, la voz
humana se revela entre los estímulos eficaces en su detención
y el poder del rostro como inhibidor del llanto comienza a
destacar finalizado el primer mes.

El amamantamiento: se ha constatado como aparece una


alternancia de roles, expresada en la actividad manipulativa
materna durante las pausas y la reactivación de la succión por
parte del niño cuando cesaba la actividad materna.
Sin embargo, no se puede hablar todavía de apego porque los
niños no reconocen a las figuras familiares, no las distinguen de
los desconocidos. Es cierto que pueden identificar muy
precozmente la voz y olor de la persona que les cuida pero esto
no quiere decir que la identifique y discrimine visualmente de
manera global antes de los tres o cuatro meses. De hecho si se
les ofrece cuidados similares a los a los de la madre por otras
personas los aceptaran como si se tratase de la madre.

 Fase 2. Interacción privilegiada con las figuras familiares


sin rechazar a los extraños (3-7 meses)
El desarrollo de la percepción visual e intermodal permite al
bebé integrar percepciones de la cara, el olor, la voz y otras
características de la persona que le cuida, lo cual trae consigo
el reconocimiento de la figura de apego, aunque aún no rechaza
a los desconocidos. Entre las conductas que nos permiten
afirmar el reconocimiento de la figura materna se encuentran:
Sonrisa diferencial: el niño sonríe más ampliamente y con
mayor frecuencia a la madre que a los demás.

Vocalización diferencial: vocaliza con mayor frecuencia en la


interacción con la madre que con los desconocidos.

Llanto diferencial: llorar cuando la madre sale de su campo


perceptivo y no cuando le abandona otra persona.

Interrupción diferencial del llanto: el llanto cesa cuando la figura


materna lo levanta en brazos.

El comportamiento diferencial infantil aumenta sensiblemente


los cuidados de los padres hacía el bebé, que le consideran ya
como un interlocutor que responde al cariño y la atención. Este
cambio da lugar a un especial tipo de relación: la interacción
cara a cara. Tanto el niño como los cuidadores disfrutan de la
experiencia de estar coordinados. Los bebés responden
mirando, sonriendo y vocalizando a las iniciativas de los
cuidadores y la sensibilidad de éstos a los estados y señales del
niño les permite adaptar el ritmo de su comportamiento a la
disponibilidad del bebé para mantener el intercambio.

A lo largo de estos meses los cuidadores son cada vez más


capaces de interpretar las señales del niño y aprenden a ajustar
sus respuestas para captar y mantener la atención del niño, y,
conforme ambos participan de estas sincronías, la relación es
cada vez más satisfactoria. Estas interacciones son uno de los
elementos que más contribuyen a la formación del apego
recíproco.
Hasta ahora hemos hablado de las interacciones privilegiadas
con las figuras familiares, pero todavía no se ha establecido el
vínculo afectivo. Si la madre no está, el niño no la echa de
menos, no se angustia por la separación. No se puede hablar de
verdadero apego hacía una persona específica.

 Fase3. Vinculación y miedo a los demás (8-12 meses)


Se forma el lazo afectivo (apego) no intercambiable, hacía la
madre o quien haga las veces de ésta. Uno de los criterios mas
aceptados a la hora de afirmar el establecimiento del apego es
la ansiedad de separación. La ausencia de la figura de apego
genera inquietud: el niño protesta, llora, intenta seguirla,
manifiesta agitación motriz, etc., y cuando vuelve se aferra a
ella. Establecido el lazo afectivo, el comportamiento de apego
se organiza y se hace más flexible. Las conductas de apego,
antes aisladas, se integran en un plan de conducta. Cuando el
umbral de distancia se excede o el niño percibe señales de
peligro el sistema se activa. Se pone en marcha diferentes
recursos de comportamiento (llanto) para restablecer la
proximidad. La respuesta no es fija ya que el plan es flexible en
los medios.
Las figuras de apego se convierten en una base de seguridad
para el niño, a partir de ella el niño inicia una exploración de la
realidad. Cuando los niños están en lugar desconocido y pierden
el contacto con la figura de apego, paralizan la exploración e
inician una búsqueda ansiosa, llamadas, protestas, etc. Su
seguridad y atrevimiento se transforman en inseguridad y
paralización.
Poco después de establecerse el apego se modifica también el
comportamiento frente a las personas desconocidas,
observándose reacciones de inquietud, rechazo, evitación o
temor intenso. Se ha constatado que esta reacción aumenta en
intensidad a finales del primer año para comenzar a declinar a
partir de los 18 meses.

- El apego durante la infancia, el periodo escolar


A partir del primer año de vida el niño va conquistando cierto
grado de independencia gracia a las nuevas capacidades de
locomoción. Este proceso es conflictivo porque exige readaptaciones
continuas con ganancias y pérdidas de ciertos privilegios.
A partir del segundo año de vida la experiencia en la relación
con las figuras de apego hace que el niño pueda predecir mejor sus
demandas. Es decir puede funcionar con un plan de acción más
flexible y eficaz.
En los momentos de separación se activan conductas de apego,
reaccionando de forma similar a como lo hacía en los primeros años
de vida. Depende en gran medida de la situación y las circunstancias
en que se produce la separación. Se pueden destacar dos fases en
estas separaciones:

 Fase de protesta: comienzan cuando se dan cuenta de que se


quedan solos. Se acaba a las pocas horas, aunque puede durar
toda una semana. El niño intenta recuperar las figuras de apego
con conductas de búsqueda. También es algo habitual el
rechazo a los cuidados y atenciones que le ofrecen los
cuidadores. Si durante esta fase se produce un reencuentro
rechazaran más fuertemente a los extraños y se mostraran
más ansiosos ante posibles nuevas separaciones.
 Fase de ambivalencia: si permanece separado de las figuras
de apego durante un tiempo más largo (8 días) suele pasar a
una fase donde pierde el vigor de su protesta y aparece un
comportamiento ambivalente ante los cuidadores. Los signos de
ansiedad son más evidentes, sollozos, angustia, etc. El niño
parece haber perdido la esperanza de reencontrar las figuras de
apego pero sigue deprimido. Comienza a aceptar las ayudas
que le ofrecen. Cuando durante este periodo reencuentra la
figura de apego, la recibirá sin interés o incluso con hostilidad.
Esta reacción tardará en vencerse dependiendo del tiempo de
separación y de cuanto de injustificada la perciba el niño.
La separación fundamental para todos los niños es la
incorporación al centro de educación.

4.2 EXPRESIÓN DE LAS EMOCIONES

Durante el primer mes, el bebé se aquieta al sonido de una voz


humana o cuando la alzan, y sonríe cuando le mueven las manos y se
las ponen juntas para jugar a dar palmaditas. Cada día que pasa,
responde más a la gente- sonriendo, arrullándose, agarrando
objetos...
Al nacer, su grito indica incomodidad física; más tarde,
posiblemente expresa angustia psicológica. Sus primeras sonrisas con
frecuencia son espontáneas como una expresión de bienestar
interno. Después de unos meses, las sonrisas son, con más
frecuencia, señales sociales en las cuales el bebé muestra su agrado
por otras personas.
4.3 EL LLANTO

Como la forma más poderosa - y a veces única - como los


bebés pueden señalar al mundo externo cuando necesitan algo, el
llanto es un medio vital de comunicación. Desde la primera semana
de vida, los infantes lloran cuando sienten hambre, frío y cuando
están desnudos o despiertos. Durante las siguientes semanas,
también lloran cuando se les interrumpe la comida, cuando se los
estimula estando incómodos y cuando se los deja solos en un cuarto.
Patrones de llanto: Hay cuatro patrones de llanto:
Llanto de hambre básico: llanto rítmico que no siempre está asociado
con hambre.

Llanto de ira: variación del llanto rítmico en cual un bebé expele el


exceso de aire a través de las cuerdas vocales.

Llanto de dolor: ataque súbito de llanto en voz de alta sin quejidos


preliminares, o grito inicial prolongado seguido de un período largo de
retención de la respiración.

Llanto de frustración: empieza con dos o tres gritos largos sin


períodos largos de retención de la respiración.

4.4 LA SONRISA

Su sonrisa pone en movimiento un ciclo de confianza y afecto.


La sonrisa se desarrolla por etapas. La primera sonrisa tímida aparece
muy pronto después del nacimiento y en alguna ocasión se explicó
que se debía a gases; pero se sabe que ocurre en forma espontánea
como resultado de la actividad del sistema nervioso central y,
frecuentemente, aparece cuando el niño se está quedando dormido.
Durante la segunda semana después del nacimiento, el bebé
sonríe con frecuencia de manera somnolienta después de comer,
posiblemente como respuesta a los sonidos de su madre. Después de
la segunda semana, es probable que sonría más cuando está
despierta pero inactiva y, alrededor del mes, sus sonrisas llegarán a
ser más frecuentes y sociales. Las primeras sonrisas sociales son
breves en tanto que la primera sonrisa refleja hace uso de los
músculos faciales inferiores únicamente y la sonrisa social, también,
incluye los músculos de los ojos. A esta edad los bebés sonríen
cuando se los hace palmotear y cuando oyen una voz familiar;
durante el segundo mes, pueden reconocer a distintas personas y les
sonríen más a aquellas que conocen; alrededor de los tres meses, sus
sonrisas son más amplias y duran más.

4.5 LA RISA

Durante su cuarto mes, el bebé empieza a reír fuerte cuando lo


besan en el estómago, cuando oye determinados sonidos. A medida
que el bebé va creciendo, ríe con más frecuencia y ante más cosas.
De los cuatro a los seis meses se ríe en forma nerviosa como
respuesta a los sonidos y al contacto, pero de los siete a nueve meses
lanza la cabeza hacia atrás y ríe en igual proporción ante situaciones
más complejas. El cambio refleja su desarrollo cognoscitivo creciente:
al reír ante lo inesperado, muestra que sabe qué esperar; la risa
también le ayuda a descargarla tensión.

4.6 LA RABIETA

Las rabietas es uno de los signos que delatan que se están


haciendo humanos conocen su mente y están intentando tomar sus
propias decisiones.
A los 2 años, es capaz de fabricar emociones con las que sabe
que conseguirá lo que quiera. Es capaz de reaccionar ante los
sentimientos, pueden imaginarse lo que sienten los demás.
Comienzan a aprender el mundo adulto, de los premios y los castigos.
A los 3 años dominan todas las técnicas para entablar una amistad.

5. DESARROLLO LINGÜISTICO
La primera actividad vocal del bebé es llorar. Uno o dos meses
después, balbucea, utilizando su lengua de diferentes formas para
moldear los sonidos; alrededor del primer cumpleaños. El niño dice
algunas palabras cortas formadas por sonidos simples; puede
producirlas bien y muestra un control sutil y voluntario de su cuerpo.
El manejo del habla no es únicamente una cuestión de
aprendizaje. Es también una función de maduración. La importancia
de la maduración, el desdoblamiento de los patrones de conducta en
una secuencia determinada biológicamente y relacionada con la
edad. Estos cambios son programados por los genes; es decir, antes
que el niño pueda tener control completo de todas las habilidades
debe estar biológicamente listo.

5.1 DISCURSO PRELINGÜÍSTICO

A las 6 semanas del nacimiento, los bebés se arrullan cuando


están felices produciendo chillidos, gorgoteos y sonidos vocálicos.
Entre los 4 y los 6 meses empiezan a balbucear, repitiendo una serie
de sonidos simples.
De los 7 a los 12 meses imitan accidentalmente sonidos que
han escuchado y luego se imitan a sí mismos al producir estos
sonidos. Cerca de los 9 a 10 meses imitan sonidos deliberadamente.
Aun cuando no los entiendan.
Al principio del segundo mes, cuando de arrullan para expresar
satisfacción, los bebés empiezan a aumentar en forma continua la
gama de entonaciones emocionales.

5.2 DISCURSO LINGÜÍSTICO

Cuando la primera palabra no es mamá o papá, puede ser una


sola sílaba que tiene gran variedad de significados, de acuerdo con lo
que está sucediendo en ese momento. Una palabra sola que parece
expresar un pensamiento completo se llama holofrase.
Normalmente, alrededor de los 15 meses un niño de cualquier
sexo ha dicho diez nombres o palabras diferentes, y el vocabulario
continúa creciendo a través de la etapa de las palabras simples.
También hay seguridad creciente en las palabras, más y más
ocasiones inspiran al bebé para decir una palabra o un nombre.
La edad en que los niños comienzan a combinar palabras
varían. Generalmente, lo hacen después de su segundo cumpleaños.
Aunque el discurso prelingüístico está clara e íntimamente ligado a la
edad cronológica, el discurso lingüístico no.
Algunas de las características del habla temprana:
• Los niños simplifican y dicen solamente lo suficiente para que
se les entienda.
• Generalización de reglas: las aplican rígidamente sin usar
excepciones.
• Entienden las relaciones gramaticales que no pueden expresar.

6. NUESTRO CASO PRÁCTICO


En el siguiente cuadro mostramos resumidamente las pruebas
que hemos realizado a nuestro niño:

A
SI NO
VECES
Gatea x
Anda y corre de
forma x
descoordinado
Suelta Objetos x
Adopta la posición x
erguida
Pone una pelota
dentro
CARACTERÍSTIC
x
AS de una caja
Se pone ropas
x
MOTRICES sencillas
Trepa por las
x
escaleras
Se arrodilla sin
x
ayuda
Se pone de pie sin
x
ayuda
Gira una esquina
sin
pararse de
x
repente
Le gusta quitarse
los
x
zapatos
Construye torres
x
sencillas
CONDUCT Escribe garabatos
x
A
ADAPTATIVA "Dame-Toma" con
la
pelota x
Repite Acciones x
CONDUCTA Reacciona ante la
x
música
PERSONAL- Ayuda a vestirse
x
SOCIAL
Come solo x
Escucha Palabras x
LENGUAJE Repite Palabras x
Llama la Atención x

7. CONCLUSIÓN
A través de la consulta de la diversa bibliografía de Piaget y
otros autores hemos elaborado este trabajo obteniendo como
conclusiones que en la etapa o periodo que hemos estudiado (de 0 a
2 años) es una etapa muy importante del desarrollo motor de un
niño/a ya que en ella se producen más cambios que en el resto de
nuestra vida.
En ella se pasa de conductas reflejas a actividades motrices
intencionadas. Al cabo de los dos años realizamos casi todas las
actividades fundamentales que necesitaremos a lo largo de nuestra
vida.
Como futuros profesores de Educación Física consideramos
importante conocer todos estos cambios y procesos ya que nos
pueden ayudar a descubrir deficiencias en la actividad motriz normal
de los niños/as, pensamos que cada niño es un mundo y tiene su
propio proceso de maduración, por tanto y aunque muchos autores se
acercan a concretar este proceso por meses, decir que son los niños
los que marcan el proceso y los autores los que se “equivocan”
(marcando la media y no las particularidades).

8. BIBLIOGRAFÍA

- ALEXANDER, THERON Y OTROS (1988) PSICOLOGÍA EVOLUTIVA.


MADRID. PIRÁMIDE
- PIAGET, JEAN (1969). EL NACIMIENTO DE LA INTELIGENCIA EN
EL NIÑO. MADRID. AGUILAR
- PIAGET, JEAN (1920). LA REPRESENTACIÓN DEL MUNDO EN EL
NIÑO. MADRID. MORATA.
- APUNTES DE PSICOLOGÍA EVOLUTIVA
- CORREL IÑIGO. A. PSICOLOGÍA EVOLUTIVA TOMO 1.UNED.
MADRID (1997)
- LINDA L. DAVIDOFF. INTRODUCCIÓN A LA PSICOLOGÍA. MC
GRAW-HILL. MÉXICO (1989)
- www.espaciologopédico.com
- http://www.apsique.virtuabyte.cl/tiki-view_articles.php