Está en la página 1de 1

Libertango fue escrita originalmente para un formato de cuarteto de cuerdas: dos violines,

viola y violonchelo, pero por cuestiones de adaptación la obra se interpretará en el siguiente

formato: trompeta, guitarra, tuba, bajo y piano. La obra está en la tonalidad de Am y tiene una

forma ternaria continua (A – B – A).

la obra comienza con una introducción sobre el V y VI grado, y termina con un descenso

melódico a la Tónica (Am) desde la Dominante (E). en la sección A, Piazzolla nos expone el

tema principal sobre Am, este tema pasará por los diferentes instrumentos en el transcurso de la

obra. Al momento de presentarnos la segunda parte de la sección A vemos como sigue presente

el tema principal pero ya no como melodía, sino como acompañamiento; ambas partes de la

sección A presentan discurso armónico similar: T – ii#3 #5 – ii – T – T2 – DD – ii – D.

la sección B comienza con una tonicalizacion del iv grado, presentando un nuevo discurso

melódico sobre S – D – T (Gm – A - Dm), seguido de una segunda modulación a C a través del

mismo formato armónica S – D – T (Fm – G – C) y finalizando esta sección B con un regreso a

la tonalidad original Am, presentando una pequeña variación del tema principal de la obra.

Llegando al final, Piazzolla reexpone la sección A con una orquestación diferente, y con unas

variaciones melódicas y armónicas. Al llegar al final de esta sección A, vemos como a través de

una elisión, une la cadencia final de la sección con la coda. En esta coda final, Piazzolla nos

expone una parte del tema principal seguido de una cadencia autentica perfecta para asi dar

finalizada la obra.

También podría gustarte