Está en la página 1de 1

Cervezas Knorr, S.A., La Salud, La Cruz Azul, La Huertana, Las Dos Torres, Sra. Vda.

de Quilis, La Progresiva, D. Roberto Puchol, D. José Martí y Sr. Vda. de Lluesma.


En sus inicios, y a través de una concesión administrativa se establecerían tres zonas de
cultivo:
- I) Galicia y Asturias
- II) Santander, Navarra y País Vasco
- III) León, Burgos, Palencia y Logroño

En Galicia, a partir de 1946, se produjo un incremento incesante del cultivo del lúpulo,
alcanzándose un máximo en 1963 de 240.369 kg.

En sólo quince años desde la constitución de la sociedad de Fomento del Lúpulo se


consiguió el objetivo inicial de abastecer de lúpulo al sector cervecero nacional, y el
cultivo pasó de las zonas iniciales delimitadas en el decreto de concesión del Ministerio
de Agricultura, a concentrarse en las provincias de La Coruña (primera zona), León
(segunda zona) y Asturias (tercera zona).

A partir de 1963 se inicia un imparable descenso del cultivo en Galicia y en el resto de


España. El lúpulo se dejó de cultivar en Galicia en 1982, como consecuencia del cierre
del centro de recepción de la SAE de Fomento del Lúpulo en Betanzos.
A finales de la década de los 60 y durante todos los 70, el lúpulo se convierte en el «oro
verde» de varias comarcas leonesas, especialmente en las riberas de los ríos Órbigo,
Tuerto, Porma y Torío. Era un cultivo de gran rentabilidad para el agricultor, el cual
cuenta además con unos ingresos garantizados, al contratarse toda la producción con
varios años de anticipación.

Tras una evolución creciente de la producción hasta 1985, año en el que se alcanza el
record histórico con tres mil toneladas, la producción se estabiliza en torno a las mil
trescientas toneladas. En 1986, con la incorporación de España a las Comunidades
Europeas, finaliza la concesión y se liberalizan totalmente las importaciones de lúpulo,
por lo que el papel tradicional de Fomento del Lúpulo cambia, pasando a ser una
empresa comercializadora que establece sus objetivos de compra en función de las
necesidades de los accionistas. También por estas fechas se constituyen en España las
empresas transformadoras de lúpulo.

En los últimos años se ha producido una reducción de la superficie cultivada. En 2005 la


superficie cultivada fue de 685 ha con una producción de 1.294,5 t. En 2009 se cultivaron
470 ha y en 2010 la superficie cultivada fue de 510 ha. Las variedades cultivadas en
España son de las consideradas “amargas”.

Hoy en día practicamente todo el lúpulo se cultiva en la provincia de León con la


excepción de 5 ha en La Rioja, 4 ha en Abegondo, provincia de A Coruña y 2,5 ha de la
plantación experimental del CIAM en la misma localidad.

Las últimas ampliaciones de la UE, con algunos países con fuerte tradición en el cultivo
del lúpulo, han hecho que España pasase del cuarto puesto al séptimo entre los países de
más producción detrás de Alemania, Republica Checa, Polonia, Eslovenia, Reino Unido y
Francia. Otros países productores importantes son Estados Unidos, y China.
En la actualidad, el volumen de negocio en nuestro país se sitúa entre los cinco y los
seis millones de euros, produciendo principalmente lúpulo granulado y extracto de
lúpulo (subcontratado).

Intereses relacionados