Está en la página 1de 112

REQUERIMIENTO HÍDRICO DE CEBOLLA ROJA (Allium cepa L.

) BAJO
CONDICIONES CONTROLADAS.

JORGE ARMANDO COGOLLO CASTRO

UNIVERSIDAD DE CÓRDOBA
FACULTAD DE CIENCIAS AGRÍCOLAS
PROGRAMA INGENIERÍA AGRONÓMICA
MONTERÍA – CÓRDOBA
2016
1
REQUERIMIENTO HÍDRICO DE CEBOLLA ROJA (Allium cepa L.) BAJO
CONDICIONES CONTROLADAS.

JORGE ARMANDO COGOLLO CASTRO

Trabajo de grado en la modalidad investigación presentado como requisito


parcial para optar al título de Ingeniero Agrónomo.

DIRECTOR
TEOBALDIS MERCADO FERNANDEZ
I.A.PhD

UNIVERSIDAD DE CÓRDOBA
FACULTAD DE CIENCIAS AGRÍCOLAS
PROGRAMA DE INGENIERÍA AGRONÓMICA
MONTERÍA
2016
2
La responsabilidad ética, legal y científica de las ideas, conceptos y resultados del
proyecto serán responsabilidad del autor.

Artículo 61, acuerdo No. 093 del 26 de noviembre de 2002 del Consejo Superior
de la Universidad de Córdoba.

3
Nota de aceptación

___________________________

___________________________
Director

___________________________
Jurado

___________________________
Jurado

Montería, 2016
4
DEDICATORIA

A mi padre Jorge Luis Cogollo Gutiérrez por creer en mí y darme todo su apoyo
para cumplir el objetivo de ser Ingeniero Agrónomo. También a Dios por darme
sabiduría y conocimiento.

Jorge Armando Cogollo Castro

5
AGRADECIMIENTOS

Teobaldis Mercado Fernandez I.A, PhD por la dirección de la tesis, enseñanzas y


asesorías.

Andrés Meza Ballesta I.A por enseñanzas y asesorías.

Libia Ochoa por su colaboración.

Fernando Barraza Álvarez I.A, MSc por enseñanzas y asesorías.

Francisco Peña I.A por su colaboración.

Jorge Humanez Tobar por su colaboración.

Jorge Cogollo Gutiérrez, Luis Cogollo Guerra, Adalberto Caraballo Acosta, Jader
Álvarez Acosta, José Manuel Guzmán, Carlos Velásquez, Marisol Laza y Jessica
Salcedo Berrio por su colaboración.

Oscar Lamadrid Ochoa por su colaboración.

Universidad de Córdoba, Facultad de Ciencias Agrícolas y todos mis profesores


por brindarme la educación necesaria para mi profesión.

6
Requerimiento hídrico de Cebolla roja (Allium cepa l.) bajo condiciones
controladas.

RESUMEN

Allium cepa es una planta que para los europeos pertenece a la familia de las
liliáceas, algunas escuelas americanas la ubican dentro de las amarilidáceas y,
otras escuelas, sobre todo en Sur América, afirman que su familia pertenece al
grupo de las aliáceas (Reís 1982). La temperatura es uno de los factores que
influye en la formación del bulbo que es el órgano de importancia económica y
alimenticia. Los niveles de 25 a 30°C aceleran este proceso si el fotoperiodo es el
apropiado en cambio se produce un retardo progresivo a medida que baja la
temperatura (Hessayon 2006), lo que puede ser una ventaja al establecer Allium
cepa en el valle medio del Sinú. Este trabajo presenta una investigación realizada
en las instalaciones de la Universidad de Córdoba (8°48’ N y 75°52’ W con una
elevación de 15 m.s.n.m.), acerca del comportamiento fisiológico del cultivo de A.
cepa, frente a 4 diferentes láminas de riego que corresponde a 2,80; 3,80;4,72 y
5,70mm.día-1. Para esta evaluación se realizó un diseño completamente
aleatorizado (DCA) con 4 réplicas, las cuales fueron usadas para evaluar las
variables; masa seca de las hojas y el bulbo (g), masa fresca final del bulbo (g),
numero de hojas, área foliar (cm2), índices de crecimiento (TAN, TAC, IAF y TCC),
déficit de presión de vapor (mb), temperatura interna de la hoja (°C), fotosíntesis
(µmolCO2 m-2s-1) y transpiración (mmolH2O m-2 s-1), donde las variables de
crecimiento se evaluaron en las tres etapas fenológicas (Anexo 3) y las de
intercambio gaseoso en la etapa de crecimiento y formación del bulbo. Finalmente
se determinó el coeficiente de cultivo Kc en base al comportamiento de dichas
variables. Generalmente los resultados revelaron diferencias estadísticas entre los
tratamientos en la mayoría de las variables evaluadas, mostrando un decremento
del crecimiento de las plantas al aplicar laminas mayores y menores a
4,72mm.día-1. Se presentaron diferencias estadísticas entre las variables de altura

7
de la planta, numero de hojas, área foliar, masa seca de las hojas y masa seca del
bulbo, presentando los mayores valores de 36,9cm; 6,75; 22,84 cm 2; 2,6g y 5,05g
respectivamente y se presentó para la lámina de Riego de 4,72mm.día-1. Por otro
lado los índices de crecimiento muestran la misma tendencia de las variables ya
mencionadas, mostrando un crecimiento de manera ascendente hasta el final del
cultivo. Con base a los resultados descritos se determinó el Kc para Allium cepa
durante todo el ciclo del cultivo el cual tuvo un valor de 1,0.

Palabras claves: Coeficiente de cultivo, láminas de riego, masa seca del bulbo,
índices de crecimiento.

8
SUMMARY

Allium cepa is a plant that belongs to liliáceas family, for Europeans, some
American schools situate it in the amarilidáceas, and other schools, especially in
South America, affirm that its family belongs to the aliáceas group (Reís 1982).
Temperature is one of the factors that affect in the bulb growth that is the organ of
economical and nutritious importance. Levels of 25° to 30° accelerate the process
when the photoperiod is the appropriate one, but it produces a progressive
retardation as temperature decreases (Hessayon 2006), this can provide
advantage when establishing Allium cepa in Sinú middle-valley. This thesis
presents an investigation that was taken at Universidad de Córdoba ((8°48’ N y
75°52’ W with elevation of 15 m.s.n.m.), about the physiological behavior of A.
cepa farming, using 4 different irrigation volume that correspond to 2,80; 3,80;4,72
y 5,70mm.día-1. In this evaluation it was made a design completely at random
(DCA) with four repetitions, which were used to evaluate the variables. Dry mass of
the leaves and the bulbs (g), fesh mass of the bulbs (g), number of leaves, leaf
area (cm2), growing rate (TAN, TAC, IAF y TCC), vapor pressure deficit (mb),
internal leaf temperature (°C), photosynthesis (µmolCO2 m-2s-1) and transpiration
(mmolH2O m-2 s-1), where the growing variables were evaluated in three
phenological stages (Annex 3) and the gas exchange in the growing stage and
bulb formation. Finally, it is was determined the farming coefficient Kc based on the
behavior of these mentioned variables. Generally the results showed statistical
differences among the treatments in most of the evaluated variables, presenting
growth decrease in the plants when applying volume more and less to 4,72mm.día -
1
. Statistical differences appeared among the variables of the plant height, number
of leaves, leaf area, dry mass of leaves and dry mass of the bulb, getting the
highest amount of 36,9cm; 6,75; 22,84 cm2; 2,6g y 5,05g, respectively, and it was
presented an irrigation volume of 4,72mm.día-1.. In the other hand, the growth rates
show the same trend of the variables that were already mentioned, presenting an

9
ascendant behavior until the end of the farming. Based on the described results it
was concluded that the Kc for Allium cepa during the whole farming cycle was 1,0.

Key words: Farming coefficient, irrigation volumen, dry mass of the bulb, growth
rate.

10
TABLA DE CONTENIDO

1 CAPITULO I. ........................................................................................................................... 15

1.1 INTRODUCCIÓN ........................................................................................................... 16

1.2 PLANTEAMIENTO DEL PROBLEMA ......................................................................... 17

1.3 REVISIÓN DE LITERATURA ....................................................................................... 18

1.3.1 ASPECTOS GENERALES DE LA CEBOLLA (Allium cepa L.) ...................... 18

1.3.2 REQUERIMIENTOS HÍDRICOS DE LAS PLANTAS ....................................... 20

1.3.3 DÉFICIT HÍDRICO ................................................................................................. 20

1.3.4 BALANCE HÍDRICO .............................................................................................. 21

1.3.5 CALCULO DE LA EVAPOTRANSPIRACIÓN POTENCIAL ............................ 24

1.3.6 COEFICIENTE DE TRANSPIRACIÓN DEL CULTIVO (Kc)............................ 25

1.3.7 USO CONSUMO O USO CONSUNTIVO .......................................................... 26

1.3.8 CALCULO DEL BALANCE HÍDRICO ................................................................. 26

1.3.9 RIEGO POR GOTEO ............................................................................................ 27

1.3.10 ANÁLISIS DE CRECIMIENTO DE LAS PLANTAS .......................................... 27

1.4 OBJETIVOS .................................................................................................................... 28

1.4.1 Objetivo General..................................................................................................... 28

1.4.2 Objetivos específicos ............................................................................................. 28

2 CAPITULO II ........................................................................................................................... 33

2.1 RESUMEN....................................................................................................................... 34

2.2 ABSTRACT ..................................................................................................................... 35

2.3 INTRODUCCIÓN ........................................................................................................... 36

2.4 MATERIALES Y MÉTODOS ........................................................................................ 37

2.4.1 Ubicación ................................................................................................................. 37


11
2.4.2 Diseño experimental .............................................................................................. 37

2.4.3 Variables medidas .................................................................................................. 38

2.4.4 Análisis estadístico ................................................................................................. 39

2.5 RESULTADOS Y DISCUCIÓN .................................................................................... 40

2.5.1 Condiciones protegidas ......................................................................................... 40

2.5.2 Altura de la Planta (AP). ........................................................................................ 41

2.5.3 Numero de hojas (NH)........................................................................................... 43

2.5.4 Área foliar (AF). ...................................................................................................... 45

2.5.5 Masa seca de las hojas (MSH). ........................................................................... 47

2.5.6 Masa seca del bulbo (MSB). ................................................................................ 49

2.5.7 Masa fresca final del bulbo (Rendimiento en Ton.ha-1).................................... 51

2.5.8 Índices de crecimiento (TAN, TCC, IAF Y TAC). .............................................. 52

2.5.9 Intercambio gaseoso.............................................................................................. 54

2.5.10 Determinación del coeficiente de cultivo (Kc), para Allium cepa L.. .............. 59

2.6 CONCLUCIONES .......................................................................................................... 60

2.7 BIBLIOGRAFÍA ............................................................................................................... 61

3 DISCUSIÓN GENERAL ........................................................................................................ 64

4 CONCLUSIONES GENERALES ......................................................................................... 66

5 RECOMENDACIONES ......................................................................................................... 67

6 BIBLIOGRAFÍA GENERAL ................................................................................................... 68

LISTA DE TABLAS

Tabla 1 Coeficientes de cultivo (Kc) evaluadas para el cultivo de Allium cepa L…59
12
LISTA DE FIGURAS

Figura 1 Comportamiento promedio de la temperatura y la humedad relativa al


interior del Umbráculo durante las horas del día……………………………………40
Figura 2 Comportamiento promedio de la radiación dentro y fuera del Umbráculo
durante las horas del día………………………………………………………………41
Figura 3 Curva de crecimiento de la altura de la planta del cultivo de Cebolla roja
(Allium cepa L.), bajo 4 tratamientos de Riego……………………………………….42
Figura 4 Curva de crecimiento en número de hojas del cultivo de Cebolla roja
(Allium cepa L.), bajo 4 tratamientos de Riego……………………………………….44
Figura 5 Curva de crecimiento en Área foliar del cultivo de Cebolla roja (Allium
cepa L.), bajo 4 tratamientos de Riego………………………………………………..46
Figura 6 Curva de crecimiento en Masa seca de las hojas del cultivo de Cebolla
roja (Allium cepa L.), bajo 4 tratamientos de Riego………………………………….48
Figura 7 Curva de crecimiento en Masa seca del Bulbo del cultivo de Cebolla roja
(Allium cepa L.), bajo 4 tratamientos de Riego…………………………….…………50
Figura 8 Curva de crecimiento en Masa seca del Bulbo del cultivo de Cebolla roja
(Allium cepa L.), bajo 4 tratamientos de Riego, ɪ= Desviación estándar. …….….52
Figura 9 Comportamiento de los índices de crecimiento a) TAN, b) TCC, c) IAF y
d) TAC en Allium cepa sometida a diferentes láminas de Riego…………….……..53
Figura 10 Efecto de las láminas de Riego sobre el déficit de presión de vapor
(DVP), ɪ= Desviación estándar…………………………………………………….…..55
Figura 11 Efecto de las láminas de Riego sobre la temperatura interna de la hoja
(Ti), ɪ= Desviación estándar……………………………………..…………………….56
Figura 12 Efecto de las láminas de Riego sobre la fotosíntesis (Pn), ɪ= Desviación
estándar………………………………………………………………….……………….57
Figura13 Efecto de las láminas de Riego sobre la transpiración (E), ɪ= Desviación
estándar…………………………………………………………………………………..58

13
LISTA DE ANEXOS

Anexo 1 Fases de crecimiento del cultivo de la Cebolla roja (Allium cepa l.) en el
Valle medio del Sinú. …………………………………………………………….……75
Anexo 2 Anavas y pruebas de estudentizado de Tukey para altura de la planta de
Allium cepa en diferentes tratamientos de lámina de Riego durante todo el ciclo
del cultivo. ………………………………………………………………………………75
Anexo 3 Anavas y pruebas de estudentizado de Tukey para Número de hojas de
Allium cepa en diferentes tratamientos de lámina de Riego durante todo el ciclo del
cultivo. …………………………………………………………………………………….82
Anexo 4 Anavas y pruebas de estudentizado de Tukey para Área foliar de Allium
cepa en diferentes tratamientos de lámina de Riego durante todo el ciclo del
cultivo. ……………………………………………………………..……………………..97
Anexo 5 Anavas y pruebas de estudentizado de Tukey para Masa seca de las
hojas de Allium cepa en diferentes tratamientos de lámina de Riego durante todo
el ciclo del cultivo. ……………………………………..………………………………..97
Anexo 6 Anavas y pruebas de estudentizado de Tukey para Masa seca del bulbo
de Allium cepa en diferentes tratamientos de lámina de Riego durante todo el ciclo
del cultivo. …………………………………………………………………...………….105
Anexo 7 Anava y prueba de estudentizado de Tukey para Masa fresca del bulbo
de Allium cepa en diferentes tratamientos de lámina de Riego durante todo el
ciclo del cultivo. ………………………………………………………….……………109
Anexo 8 Anavas y pruebas de estudentizado de Tukey para DPV, Ti, Pn y E de
Allium cepa en diferentes tratamientos de lámina de Riego durante todo el ciclo
del cultivo. …………………………………………………………………..…………109
Anexo 9 Porcentaje de humedad final de cada sustrato para cada tratamiento de
lámina de Riego. ……………………………………………………………………..112

14
1 Capitulo I.
Introducción general

15
1.1 INTRODUCCIÓN

Colombia es uno de los países privilegiados en cuanto a la oferta del recurso


hídrico. La precipitación media y los caudales promedios superan ampliamente los
estándares de Suramérica y del mundo (Cely 2010).
La región Andina y Caribe son las más propensas a presentar conflictos por la
disponibilidad, la calidad y el uso adecuado agua, por corresponder a las regiones
donde se presentan las mayores demandas del recurso hídrico por actividades de
origen antrópico, donde está involucrado la utilización del agua en agricultura,
particularmente en sistemas de riego (IDEAM 2004).
Se estima que para Colombia Existe alrededor de 25 millones de hectáreas de alto
potencial aprovechable (Gatti et al 2012), de las cuales el departamento de
Córdoba cuenta con 897.100 hectáreas aproximadamente (Murillo et al 2012).
Una proporción importante del agua utilizada para riego no es efectivamente
aprovechada por los cultivos (Cely 2010). Se estima que en promedio solamente
el 45% es usado por los cultivos, un 15% se pierde en los sistemas de conducción
principal, 15% en los canales dentro de la parcela y 25% por la ineficiencia en la
aplicación del riego en la parcela (FAO 1994).
El abastecimiento de agua a un cultivo implica tener en cuenta una serie de
factores entre los cuales los más importantes y a veces obviados, son el clima y el
consumo hídrico según la especie y estado de desarrollo del cultivo.
Se cree que la Cebolla es un cultivo para climas templados y fríos, sin embargo,
se ha demostrado por diversos estudios y ensayos que esta especie se adapta
muy bien a zonas de clima templado, siempre y cuando se le den las condiciones
ideales para su proceso de crecimiento y formación.

16
1.2 PLANTEAMIENTO DEL PROBLEMA

Las verduras y las hortalizas aportan muchos beneficios desde el punto de vista
nutricional y previniendo enfermedades. La cebolla (Allium cepa L) es una
hortaliza de importancia socioeconómica, alimenticia y medicinal a nivel mundial.
Esta especie solo es superada en superficie de siembra por el tomate. La cebolla
es un vegetal utilizado como alimento desde hace miles de años y es originario de
Asia Central (Shigyo and Kik, 2007).
En el continente americano se han obtenido mayores índices de producción y
comercio, por lo tanto la cebolla ha sido adoptada por todo el mundo. A nivel
internacional, durante 2001 y 2005 se exportaron un promedio de 5 millones de
toneladas de cebolla a otros países (Ottone, 2008), los principales países
exportadores son China, Holanda e India que conforman una participación de 41%
en conjunto.
La importancia de las plantas como fuente de condimentos, verduras, medicinas y
afines, ha crecido vertiginosamente durante los últimos años. En Colombia la
producción anual de Cebolla se estima en 400.000 toneladas y se ubica
principalmente en los departamentos de Boyaca, Cundinamarca, Santander y
Nariño. En lo relativo al consumo de cebolla, Colombia ocupa un lugar importante
a nivel Americano y su consumo persona- año es de 10,3 kilos frente a 8,3 kilos en
el mundo (SENA, Asohofrucol y fondo nacional de fomento hortifruticola, 2006).
A pesar que el consumo de la Cebolla como fuente alimenticia e ingrediente
culinario crece en forma exponencial, son pocas las investigaciones de esta
especie en el departamento de Córdoba, en parte por su limitación con los
factores climáticos, sin embargo, con nuevas innovaciones de agricultura
protegida; el crecimiento y desarrollo de esta hortaliza podrá darse con normalidad
controlando factores climáticos en un área específica tales como la reducción de la
radiación solar con un polisombra al 50% teniendo como efecto una reducción de
la temperatura y la humedad relativa.
Con este trabajo se pretende contribuir al desarrollo de la agricultura protegida en
Córdoba y a nivel nacional, respondiendo a los siguientes interrogantes: a) Cual es
el requerimiento híbrido de la hortaliza cebolla roja (Allium cepa L.), bajo
condiciones controladas en la casa de cultivo, b) Cual es el coeficiente del cultivo
(Kc) para cebolla roja (Allium cepa L.) en condiciones protegidas.

17
1.3 REVISIÓN DE LITERATURA

1.3.1 ASPECTOS GENERALES DE LA CEBOLLA (Allium cepa L.)

Según los autores Shigyo and Kik (2007), citado por Mata, Patishtán, Vazquez y
Ramires (2011), La cebolla es un vegetal utilizado como alimento desde hace
miles de años y es originario de Asia Central.

1.3.1.1 ORIGEN

Según los autores Montes y Holle (1990), Sarita (1991), Acosta et al. (1993),
citado por Medina (2008), La cebolla es originaria de las regiones secas de Irán y
el Oeste de Pakistán. Según la referencia de algunos botánicos, la misma no se
encuentra en estado silvestre. La distribución y desarrollo de la especie ocurrió
desde Asia Occidental y países del mediterráneo, hasta América, donde fue
introducida por los viajeros conquistadores en el 1492.

1.3.1.2 BOTANICA

Según el autor (Reís 1982), citado por Medina (2008) , Existen algunas
contradicciones sobre el género Allium, entre las familias botánica, para los
europeos pertenece a la familia de las liliáceas, algunas escuelas americanas la
ubican dentro de las amarilidáceas y, otras escuelas, sobre todo en Sur América,
afirman que su familia pertenece al grupo de las aliáceas.
Según el autor (Manso et al. 1992, Acosta et al. 1993, Brewster 1994), citado por
Medina (2008), El sistema radicular de la cebolla es pobre, consta de 20 a 200
raíces, con una media de 80 raíces, desarrollándose en los primeros 35 a 60
centímetros del suelo. Este limitado sistema radicular estimula una baja absorción
de nutrientes y agua, haciéndola poco competitiva con las malezas.
La cebolla presenta dos tipos de tallos. Un tallo verdadero situado en la base de
los bulbos, de donde brotan las yemas, las hojas y las raíces y el otro tallo que
brota del escapo floral. Durante el primer año de vida de la planta, el tallo alcanza
una altura de 0.5 a 1.5 centímetros, con un diámetro de 1.5 a 2.0 centímetros, es
de forma tabular y hueco alcanzando una altura hasta de 150 centímetros
(Huerres y Caraballo 1988, Montes y Holle 1990, Sarita 1991, Manso et al. 1992,
Acosta et al. 1993).
Las hojas de la cebolla están constituidas por una parte basal. Las hojas son
cilíndricas, huecas, algunas veces cerosas y están formadas por vaina que se
anteponen unas con otras. Las hojas constan de dos partes: el limbo y la vaina. El
conjunto de hojas forman el falso tallo en su parte superior y en la parte inferior al
18
bulbo. Generalmente, desarrollan una hoja de 1 a 9 días (Montes y Holle 1990,
Sarita 1991, Acosta et al. 1993).
Cuando están dadas las condiciones óptimas de fotoperiodo y temperatura, se
inicia la formación y desarrollo del bulbo. Este período conlleva el engrosamiento
de las vainas de las hojas y el almacenamiento en ellas de las sustancias
nutritivas de reserva a medida que continúa el desarrollo del bulbo. Las yemas
laterales se forman después de la sexta hoja. A medida que se desarrolla este
proceso, más rápido crecerán y mayores posibilidades habrá de que los bulbos se
deformen o se dividan, significando además, que en los bulbos mayores
perteneciente a una misma variedad generalmente forman un número mayor de
yemas (Guenkov 1969, Montes y Holle 1990, Manso et al. 1992, Acosta et
al.1993).
Las flores son de color blanco pardas y constan de una corola formada por seis
pétalos, un cáliz con seis sépalos, un androceo con seis estambres, con ovario
súpero y trilocular formado por dos óvulos en lóbulo (Guenkov 1969 y Acosta et al.
1993).
La semilla de la cebolla presenta dos caras, la primera de color blanquecino y lisa,
en su primer desarrollo; luego se torna negra, rugosa, con diámetro ecuatorial de
tres y cuatro milímetros de largo. La semilla consta de un tegumento seminal,
endospermo rico en carbohidratos de carbono, proteína y grasa rodeando el
embrión que representa la décima parte de la simiente (Medina et al 2008).

1.3.1.3 AGRICULTURA PROTEGIDA

Los agricultores que cultivan cebollas saben que sus cultivos son sensibles al
estrés solar y quemaduras de sol causadas por temperaturas extremas y luz UV
intensa (Novasource 2007).

1.3.1.4 IMPORTANCIA Y USO

La cebolla es un cultivo que se extiende por todas las regiones templadas del
mundo. Los principales países productores son: China, Estados Unidos, India y
Japón (Quintero 1982).
Se usa como antiséptico, diurético, para tumores, como jarabe para la tos, posee
acción bacteriana, ayuda a la digestión, mejora la presión arterial y es un anti-
oxidante, entre otros usos. La cebolla se usa para condimentar las comidas y en la
conformación de muchos platos. Se puede consumir en estado fresco y en forma
deshidratada para formar parte de otros condimentos, para ser usada en guisos,
sopa etc., es rica en vitaminas A, B, y C (Mata et al 2001).

19
1.3.1.5 REQUERIMIENTOS EDAFOLÓGICOS

De acuerdo con la coloración del pseudotallo a la cebolla de rama se la clasifica


en Blanca, roja y morada. Según el macollamiento se distinguen dos clases, la que
produce muchos hijuelos, llamada junca; y la que produce menos macollos y es
más gruesa llamada imperial. (Terranova, 1995).
Se desarrolla bien con temperaturas entre 11 a 20 ºC con una precipitación
promedio entre 1000 y 1500 mm y crece a una altura aproximada de 1500 a 3000
m.s.n.m. Prospera en diversos tipos de suelos, tal como lo hace la cebolla de
bulbo, pero el mejor desarrollo se obtiene en aquellos que sean de textura liviana
(suelos francos), con buena profundidad efectiva y retención de humedad. Proaño
y Paladines (1998), afirman que estas son las mejores condiciones de siembra,
pero por la calidad de los suelos, las condiciones topográficas adecuadas y unas
condiciones ambientales óptimas, se encuentran plantaciones de cebolla de rama
desde los 3.015 m.s.n.m. hasta los 3.600 m.s.n.m. SEGÚN algunos autores La
cebolla se adapta bien a diferentes texturas de suelo franco, franco arenoso,
franco limosos, los suelos con niveles menores de un 32% de arcilla son ideales
(Montás 1991, Sarita 1991). Los suelos arcillosos con más de un 32% dificultan la
formación del bulbo.

1.3.2 REQUERIMIENTOS HÍDRICOS DE LAS PLANTAS

Según Cely (2010) los valores Kc obtenidos en el cultvo de Allium cepa


establecidos en Chicamocha Boyacá son 0.5 en desarrollo de hojas, 0,72
bulbificación y 0.48 maduración.
López (2007) describe que el valor total de uso del agua para la cebolla cultivada
en Quíbor, estado lara, Venezuela oscila alrededor de 450 mm por ciclo para
ambos cultivares, mientras que los valores diarios variaron entre 3,2 y 5,7 mm. En
general existen pocos trabajos de requerimiento hídrico.

1.3.3 DÉFICIT HÍDRICO

Cuando se hace referencia a déficit estamos hablando de ausencia de algo en


este caso falta de agua. En general las plantas siempre se encuentran sometidas
a diversos déficit ambientales, tales como los producidos por temperaturas
anormales, condiciones físicas y químicas desfavorables en suelo, y la presencia
de elementos patógenos. No obstante, a largo plazo, el déficit hídrico reduce el
crecimiento y producción de los vegetales cultivados más que el otro déficit
combinados, principalmente por su ubicuidad (Olalla y Valego, 1993).
20
Un déficit hídrico es susceptible de afectar negativamente al conjunto de las
funciones fisiológicas de la planta, tales como la fotosíntesis, respiración, y
reacciones metabólicas diversas, pero también puede repercutir en las variaciones
anatómicas (estomas), sobre el crecimiento, la reproducción y el desarrollo de la
semilla, sin dejar a un lado su acción sobre la absorción de elementos nutrientes
minerales. A todos estos efectos del déficit hídrico, se les denomina estrés hídrico.
Desde el punto de vista agronómico lo más importante es el efecto del estrés
hídrico en la producción (Olalla y Valego, 1993).

1.3.4 BALANCE HÍDRICO

Se define como balance hídrico la utilización de los datos reales de precipitación y


de información climatológica para realizar el cálculo de las necesidades de agua
de los cultivos. Estos dos tipos de datos se combinan para así establecer un
balance hídrico de una zona o de un cultivo. (Vergara, 2014).
El balance hídrico general especifica que el total de agua que penetra a un
sistema, debe ser el mismo que sale del mismo más la diferencia entre los
contenidos final e inicial; esto quiere decir, ingreso = egreso + saldo (Palencia et
al, 2006).
Arrieta y Florez, (2002). Sugieren que en el caso de un suelo con vegetación, se
proceda de la siguiente manera.

Dónde:
P: Precipitación + riego (si se suministra)
ET: Evapotranspiración
ΔHS: Cambios de la humedad del suelo (H. Final – H. inicial)
I: Infiltración de las capas profundas
E: Escorrentía.
El cálculo del balance hídrico se puede realizar diario, semanal o mensual,
dependiendo de la labor que se desee realizar con él. Al aplicar un balance hídrico
podemos conocer en forma aproximada el agua aprovechable en el suelo,
establecer prioridades de riego por tipo de cultivo según su edad y tipo de suelo, y
programar riegos con anticipación, (Cassalett, 1995).

21
1.3.4.1 VARIABLES EMPLEADAS EN EL CÁLCULO DE BALANCE HÍDRICO

1.3.4.1.1 Precipitación

Palencia et al, (2006), definen la precipitación como el agua proveniente de la


atmosfera en cualquiera de sus estados: liquida (lluvia o roció), nieve y granizo.
Considerándola elemento fundamental para la existencia de microorganismos,
plantas y animales.
Para calcular el balance hídrico se debe tener en cuenta la precipitación en forma
de lluvia, ya que es esta la que aporta la mayor cantidad de agua en el suelo.
En la agricultura las lluvias persistentes son de más utilidad que las torrenciales o
de tormenta, gran parte de las cuales se pierden por escurrimientos superficiales
(Aguilera y Martínez, 1996). El volumen de agua utilizada para el cálculo del
balance, corresponde solo a la fracción infiltrada utilizable por las plantas, es decir
la que se ha almacenado en la capa del suelo donde llego la acción de las raíces,
también me llamada lluvia eficaz, Ducrocp, (1990) citado por Meza (2012).

Es indispensable conocer la frecuencia y el volumen de las lluvias para poder


calcular el balance hídrico. Como en un periodo dado cabe prever que las lluvias
variaran considerablemente de un año para otro, se podrá considerar que unas
lluvias medias basadas en unos datos cortos constituyen, en el mejor de los
casos, una aproximación muy somera y expuesta a grandes errores. Además, no
toda lluvia que cae resulta efectiva, parte de ella se pierde en forma de
escorrentía, percolación profunda o evaporación (FAO, 1977).
La precipitación total puede ser medida fácilmente con la ayuda del pluviómetro o
suministrada por una estación meteorológica más cercana, asegurándose de que
es representativa de las condiciones climáticas y de la explotación agrícola.
El registro histórico de la precipitación se ordena de mayor a menor para cada
mes y se obtiene la frecuencia de ocurrencia o probabilidad según el método
probabilístico de Weisbul (Palencia et al, 2006).

Dónde:
p= probabilidad de ocurrencia o probabilidad expresada en porcentaje
m = número de orden

22
n= número de años de información
Cuando el balance es calculado para determinar necesidades de riego, el valor de
probabilidad usado es del 75% de lluvia para un año seco. Sin embargo es
importante tener en cuenta que cuando se aplica un balance para riego los valores
de lluvia con probabilidad del 75% o condiciones de año seco, habrán meses o
décadas en los que se presenten excesos y déficits, pero el cultivo se podrá
mantener en condiciones óptimas si se atiende al índice climático establecido,
consiste en la relación entre la evapotranspiración y el uso consuntivo (UC),
(Palencia et al, 2006).

1.3.4.1.2 Capacidad de retención del suelo

El espacio poroso que presentan los suelos esta, en condiciones normales,


ocupado en parte por agua con sustancias disueltas como sales y gases y en
parte por una mezcla de diversos gases (entre ellos vapor de agua) que se conoce
como “aire del suelo” (Olalla y Valego, 1993).
Las características con las cuales el suelo puede, conducir y retener agua pueden
variar en gran medida, dependiendo del tamaño de las partículas que conformen
el suelo. De esta manera se tiene entonces las arenas como partículas grandes,
que tienen escasa superficie de área y abundantes espacios porosos que
favorecen la infiltración y por otro lado se tienen las arcillas de alta superficie de
área y escasos espacios porosos que favorecen la retención (Arriaga et al, 2010)
Lo anterior es reforzado por Palencia et al en (2006) cuando dice que: la
capacidad de almacenamiento del suelo es determinada en función de las
características físicas del suelo, especialmente de la textura, además de la
fracción volumétrica de agua aprovechable en el suelo. La capacidad de
almacenamiento se obtiene aplicando la siguiente ecuación:

Dónde:
CAS= Capacidad de almacenamiento del suelo
F.V.A.A. = Fracción volumétrica de agua aprovechable
Pr = Profundidad radicular

23
1.3.4.1.3 Evapotranspiración (ET)

Se conoce como evapotranspiración (ET) la combinación de dos procesos


separados por los que el agua se pierde a través de la superficie del suelo por
evaporación y por otra parte mediante transpiración del cultivo (FAO, 2006)
A pesar de ser dos fenómenos físicos independientes, la evaporación y
traspiración ocurren de manera simultánea y no hay una manera sencilla de
distinguir entre estos dos procesos. Aparte de la disponibilidad de agua en los
horizontes superficiales, la evaporación de un suelo cultivado es determinada
principalmente por la fracción de radiación solar que llega a la superficie del suelo.
Esta fracción disminuye a lo largo del ciclo del cultivo a medida que el dosel del
cultivo proyecta más y más sombra sobre el suelo. En las primeras etapas del
cultivo, el agua se pierde principalmente por evaporación directa del suelo, pero
con el desarrollo del cultivo y finalmente cuando este cubre totalmente el suelo, la
transpiración se convierte en el proceso principal (FAO, 2006).
La evapotranspiración puede ser potencial o real. Es potencial cuando la
evapotranspiración del cultivo exento de enfermedades crece en un campo
extenso en condiciones óptimas del suelo, incluida una fertilidad y agua suficientes
en el que se llega al potencial de plena producción de ese cultivo con arreglo al
medio vegetativo dado (Marín, 2010). En base a esto es posible aproximarse a la
estimación correcta de la evapotranspiración máxima de cada cultivo especifico,
para una condición edafológica determinada, en función del incremento del índice
de área foliar del cultivo, la cual recibe el nombre de evapotranspiración real (
Palencia y Mercado, 2006.)

1.3.5 CALCULO DE LA EVAPOTRANSPIRACIÓN POTENCIAL

Para el cálculo de la ETP se pueden usar métodos directos, métodos teóricos y los
métodos semiempíricos y empíricos. En el caso de métodos directo se utilizan los
denominados lisímetros y los métodos teóricos y semiempíricos utilizan
ecuaciones obtenidas mediante la experimentación (Meza, 2012).
La ETP se puede calcular utilizando datos meteorológicos. Como resultado de una
consulta de expertos realizada en mayo de 1990, el método de FAO Penman-
Monteith ahora se recomienda como el único método estándar para la definición y
el cálculo de la evapotranspiración de potencial. El método de FAO Penman-
Monteith requiere datos de radiación, temperatura del aire, humedad atmosférica y
velocidad del viento (FAO, 2006).

24
Dónde:
ETo= Evapotranspiración de referencia (Kgm-2s-1o mms-2)
Rn = Radiación neta (wm-2)
Mw= Masa molecular del agua (0.018 kg mol-1)
R = Constante universal de los gases (8.3×10-3KJ mol-1K-1)
K = Temperatura en kelvin
es-ed= Déficit de presión de vapor (Kpa)
λ = Calor latente de vaporización del agua (2450 KJ.kg-1)
rv= Resistencia al flujo de vapor de la cubierta vegetal (2.36 sm-1)
Δ = pendiente de la presión del vapor de saturación (Pa°C-1)
γ = Constante sicrométrica aparente (Pa°C)=0.06 (Palencia et al)

1.3.6 COEFICIENTE DE TRANSPIRACIÓN DEL CULTIVO (Kc)

El coeficiente del cultivo (kc) es una relación empírica que relaciona la


evapotranspiración máxima (ET) con la evapotranspiración de referencia (ETP) de
un cultivo (Marín, 2010). Este coeficiente integra las diferencias en la evaporación
en el suelo y en la tasa de transpiración del cultivo, entre el cultivo y la superficie
del pasto de referencia. Como la evaporación en el suelo puede fluctuar
diariamente como resultado de la lluvia o el riego, el coeficiente único del cultivo
es solamente una expresión de los efectos promedios en el tiempo (múltiples
días), de la evapotranspiración del cultivo. El coeficiente único de cultivo se
expresa de la siguiente manera (FAO, 2006).

Dónde:
Kc = coeficiente del cultivo (adimensional)
ET = Evapotranspiración real del cultivo

25
ETP = Evapotranspiración potencial o evapotranspiración del cultivo de referencia
(FAO, 2006.)

1.3.7 USO CONSUMO O USO CONSUNTIVO

Aguilera y Martínez en 1996 expresan que es normal que el concepto de uso de


consumo sea confundido con la evapotranspiración, sin embargo son conceptos
diferentes, el último es la cantidad de agua utilizada por las plantas para realizar
sus funciones de transpiración, más el agua que se evapora de la superficie del
suelo en el cual se desarrolla. Mientras que el primero está formado por la
evapotranspiración, más el agua que utilizan las plantas para la formación de sus
tejidos durante todo el ciclo vegetativo de los cultivos. Sin embargo la diferencia de
los dos términos es más bien de tipo académico por que el error que se comete
cae dentro del rango normal de mediciones.
Una vez determinada la evapotranspiración potencial o de referencia (ETP) y el
coeficiente del cultivo (Kc), la evapotranspiración puede ser determinada por la
ecuación:

Dónde:
Kc = coeficiente del cultivo
ET = Evapotranspiración real del cultivo
ETP = Evapotranspiración potencial o evapotranspiración del cultivo de referencia

1.3.8 CALCULO DEL BALANCE HÍDRICO

Las pérdidas en el almacenamiento del suelo dependen de la fracción de agua


almacenada en el suelo, además de esto se calculan a una tasa proporcional.
Estas pérdidas se calculan cuando las precipitaciones se hacen insuficientes para
satisfacer las necesidades de agua en el cultivo (ETP), se produce entonces un
déficit, el cual es la diferencia entre la evapotranspiración del cultivo y la
precipitación (ETP-P); a partir de la capacidad total de almacenamiento del agua
en el suelo, y del valor correspondiente al almacenamiento de agua en el mes o
década anterior, (Alma. Ant.), se calcula la fracción de agua almacenada para
multiplicarlo por el déficit y así poder cubrir parte de este (Arrieta y Flórez, 2002).

26
1.3.9 RIEGO POR GOTEO

El riego por goteo junto con el riego subterráneo dentro de los sistemas de riego,
son los más eficientes de todos, por su carácter localizado, se basan en la
aplicación directa y de manera frecuente pequeñas cantidades de agua en las
raíces de las planta. Esta tecnología que si bien requiere una considerable
inversión, justifica su implementación en la economía del agua, pues solo se usa
el agua que se necesita sin generar gastos o pérdidas de la misma.
La FAO asegura que las tecnologías de riego localizado en las que se encuentra
el riego por goteo, serán probablemente las más aplicadas por los países en
desarrollo en donde la escases y los costes del agua cada vez serán mayores
(FAO, 2002).

1.3.10 ANÁLISIS DE CRECIMIENTO DE LAS PLANTAS

Mohr (1995) define que el crecimiento de los diferentes órganos de las plantas, es
un proceso fisiológico complejo, que depende directamente de la fotosíntesis, la
respiración, la división celular, la elongación, la diferenciación, entre otros, y que
además está influenciada por factores como temperatura, intensidad de luz,
densidad de población, calidad de la semilla, disponibilidad de agua y de
nutrientes.
El análisis matemático de crecimiento usa medidas directas tales como masa seca
total de la planta, área foliar total y tiempo; y medidas derivadas como son la tasa
de crecimiento relativo (TCR), la tasa de crecimiento del cultivo (TCC), la tasa de
asimilación neta (TAN), duración del área foliar (DAF), relación del área foliar
(RAF), y el índice del área foliar (IAF) que pueden ser obtenidas a partir de las
medidas directas (Barrera 2010).
Mediante el empleo del método clásico, basado en las fórmulas para valores
promedios propuestos por Watson (1952), Yoshida (1972) y Hunt (1978) se
pueden calcular índices de crecimiento.

27
1.4 OBJETIVOS

1.4.1 Objetivo General

Determinar el requerimiento hídrico de la especie cebolla roja (Allium cepa L.) en


condiciones protegidas.

1.4.2 Objetivos específicos

 Evaluar el efecto de diferentes láminas de riego sobre las variables de


crecimiento y desarrollo.

 Determinar el coeficiente del cultivo (Kc) para la especie Cebolla roja


(Allium cepa L.) durante su ciclo.

28
BIBLIOGRAFÍA

Acosta, A., Gaviota, J. y Galmarini, C. 1993. Producción de semilla de cebolla


(Allium cepa L.). Mendoza, AR. Editora Gráfi co EEA. 83 p.

Agulera, M. y Martinez, R. 1996. RELACIONES AGUA SUELO PLANTA


ATMOSFERA. Universidad autónoma de Chapingo- México. Cuarta edición.

Arriaga, A., De la cruz, G. y Ortiz, J. 2010. RELACIONES HIDRICAS EN LAS


PLANTAS. Facultad de estudio superiores de Iztacala, Universidad nacional
autónoma de México. México.

Arrieta, S. y Flórez, E. 2002. Determinación del requerimiento hídrico de dos


genotipos de berenjena Solanummelongena L. a través del riego por goteo en el
valle del Sinú medio, tesis de pregrado en ingeniería agrónomica, Montería,
Córdoba, Colombia.

Brewster, J. 1990. The infl uence of cultural and environmental factors on the time
of maturity of bulb onion crops. Acta Horticultura, 267 - 296.

Cassalett, C., Torres, J. e Isaacs C. 1995. El cultivo de la caña en la zona


azucarera de Colombia, CENICAÑA, Cali, Colombia, 412 p.

Cely, G. 2010. Determinacion de parámetros de riego para el cultivo de cebolla de


bulbo en el distrito de riego del alto chicamocha. Tesis de maestria en ciencias
agrarias. Universidad nacional, Bogota, Colombia.

FAO. 1977. Las necesidades de agua de los cultivos. Riegos y drenajes. FAO.
Roma, Italia.

FAO. 2002. Agua y cultivos. Logrando el uso óptimo del agua en la agricultura.
FAO.Roma, Italia.

29
FAO. 2006. Evapotranspiración del cultivo. Guías para la determinación de los
requerimientos de agua de los cultivos. FAO. Roma, Italia.

Guenkov, G. 1969. Fundamentos de horticultura cubana. Habana, CU. Edición


Revolucionaria.

Huerres, C.; Caraballo, N. 1988. Horticultura. La Habana, CU. Editorial Pueblo y


Educación:(http://www.idiaf.gov.do/publicaciones/Publications/cebolla_guia_idiaf/H
TML/files/assets/downloads/cebolla.indd.pdf

Hunt, R. 1978. Plant grow analysis. Studies in biology. Number. 96 Edward Arnold
publishers, 67p, London.

López, J. y Dennett, M. 2007. Estimación del uso del agua en el cultivo de cebolla
(allium cepa l.) En las condiciones de Quíbor, estado lara, venezuela. Bioagro,
19(3), 127-132.

Manso, T., Álvarez, R., Muñoz, L., Enríquez, I. y Mesquita, P. 1992. Cebolla:
manejo de la producción, agro-industria y producción de semilla en condiciones
tropicales. Oficina Regional para América y El Caribe de la FAO (Organización de
la Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación, IT), 135-172.

Marin, G. 2010. Determinación De Los Requerimientos Hidricos Del Cilantro


(Coriandrum Sativum), Variedad Unapal Precoso Y Su Relación Con El Desarrollo
Del Cultivo, La Producción Y La Calidad, Comparando Un Periodo Seco Y
Húmedo De Siembra Del Cultivo En El Año. Tesis de grado para optar el título de
Magister en Ciencias Agrarias, Universidad nacional de Colombia, Palmira.

Mata, H., Patishatán, J., Vazquez, E. y Ramirez, M. 2001. FERTIRRIGACIÓN


DEL CULTIVO DE CEBOLLA CON RIEGO POR GOTEO EN EL SUR DE
TAMAULIPAS. Instituto Nacional de Investigaciones Forestales, Agrícolas y
Pecuarias.Disponible en (24/02/2016):
www.inifapcirne.gob.mx/Biblioteca/Publicaciones/901.pdf

30
Medina, J. 2008. Guía técnica de la cebolla. Instituto Dominicano de
Investigaciones Agropecuarias y Forestales. IDIAF, 15 p. Disponible en
(24/02/2016):www.idiaf.gov.do/publicaciones/Publications/cebolla_guia_idiaf/HTML
/files/assets/downloads/cebolla.indd.pdf

Melgarejo, L. 2010. Experimentos en fisiología vegetal. Universidad Nacional de


Colombia, ISBN: 978-958-719-668-9, primera edición, Colombia.

Meza, A. 2013. REQUERIMIENTOS HIDRICOS PARA EL CULTIVO DE LA


ESTEVIA (Stevia rebaudiana Bert). Tesis de pregrado en Ingenieria Agrónomica,
Universidad De Córdoba, Montería, Colombia.

Mohr, S. 1995. Plant physiology. Springer. Velllong. Berlin, 629p.

Montás, F. 1991. Guía del cultivo de cebolla. Guía Técnica No. 9. Santo Domingo,
DO. Fundación de Desarrollo Agropecuario. 20p.

Montes, A.; Halle, M. 1990. El cultivo de las amarilidáceas, cebolla, ajo y puerro.
Zamorano, HN. Escuela Agrícola Panamericana. 47 p.

Novasource, 2007. Purshade, tessenderlo group. america del norte. Disponible


en:(22(02/2016):novasource.com/downloads/Purshade/Spanish/NS_ONION_web_
Purshade_span.pdf

Olalla, S. y Valero, J. 1993. Autónoma del riego.Ediciones Mundi - Prensa,


Madrid.

Ottone, M. 2008. Situación de mercado de cebollas frescas.

Palencia, G., Mercado, T. y Combatt, E. 2006. ESTUDIO AGROCLIMATICO


DEL DEPARTAMENTO DE CORDOBA. Facultad de ciencias agrícolas,
universidad de córdoba, montería, Colombia.

31
Proaño, M. y Paladines, O. (1998). Proyecto MANRECUR (FUNDAGRO/CIID),
Consorcio Carchi – Ecoregión Rio El Ángel, Carchi – Ecuador. Disponible:
www.manrecur.com

Quintero, J. 1982. Cultivo extensivo de la cebolla. Núm. 18/82 HD. Ministerio de


agricultura, pesca y alimentacion. 2 p.

Reís, A. 1982. Manual de oleicultura, cultura e comercialização de hortaliças. São


Paulo, BR. Editora Agronômica “Ceres” LTDA, 2da. Edição. 335 p.

Sarita, V. 1991. Cultivos de hortalizas en los trópicos y subtrópicos. Santo


Domingo, DO. Editora Corripio. 622 p.) SENA, Asohofrucol y fondo nacional de
fomento hortifruticola, 2006. CURADO Y ALMACENAMIENTO DE CEBOLLA DE
BULBO. Disponible en (24/02/2016):
asohofrucol.com.co/archivos/biblioteca/biblioteca_6_Cebolla%20de%20Bulbo.pdf

Shigyo, M. y Kik, C. 2007. Onion. Vegetable II. Fabaceae, Liliaceae, Solanaceae


and Umbelliferae. In Handbook of Plant Breeding, 121-159.

TERRANOVA. (1995). Enciclopedia Agropecuaria, Producción Agrícola 1, Santa


Fe de Bogotá, D.C. Colombia.

Vergara, A. 2014. Requerimiento Hídrico De Melina (Gmelina Arborea Roxb) En


Etapa De Vivero Bajo Condiciones De Casa De Cultivo En El Sinú Medio. Tesis de
pregrado de Ingenieria Agrónomica, Universidad De Córdoba, Montería, Colombia.

Villalobos, S., Castellanos, J., Tijerina, L. y Crespo, G. 2005. Coeficiente de


desarrollo del cultivo de brocoli con riego por goteo. Rev. Terralatinoamericana, 23
(3), 329-333, universidad Autónoma, Chapingo, México.

Watson, D. 1952. The physiological basis of variation in yield. Advances in


Agronomy 4, 101-145.

Yoshida, S. 1972. Physiological aspects of grain yield. Annual Review of Plant


Physiology 23, 437-464.
32
2 Capitulo II
Efecto de cuatro láminas de Riego en el comportamiento fisiológico de plantas de
Cebolla (Allium cepa L.)

33
2.1 RESUMEN

Con el objeto de conocer el efecto causado por el agua sobre el intercambio


gaseoso y el crecimiento y desarrollo en plantas de Cebolla roja (Allium cepa L.)
de la variedad Red creocle-c-5, se realizó un ensayo que involucró cuatro
laminas diferentes de riego (2,80; 3,80; 4,72 y 5,70 mm.día-1) durante un ciclo de
112 días, bajo un diseño completamente al azar (DCA) con cuatro tratamientos y
cuatro replicas, en un área de 120 m2 protegido con un polisombra de 50%. El
ensayo se realizó en la Universidad de Córdoba, Montería, Colombia, 8°48´ N y
75°52´W, 15 msnm. Las variables evaluadas desde la primera semana hasta la
décimacuarta semana después del trasplante fueron: masa seca de hojas y del
bulbo (g), masa fresca final del bulbo (g), área foliar (cm2), fotosíntesis (µmolCO2
m-2s-1), diferencial de vapor de presión (mb), temperatura interna de la hoja (°C), y
traspiración (MmolH2O m-2s-1). Los índices de crecimiento mostraron un aumento a
lo largo del ciclo del cultivo. Los análisis estadísticos revelaron diferencias entre
los tratamientos y un incremento en el crecimiento y desarrollo (Masa Seca de las
Hojas y del bulbo, Mase Fresca del Bulbo, número de hojas, altura de las hojas y
área foliar) para una láminas de 4,72mm.dia-1; una lámina de 2,80; 3,80 y
5,70mm.día-1 generó decrementos para las variables ya mencionadas. Con base a
estos resultados se determinó que el Kc para Allium cepa fue de 1,0 durante todo
su ciclo de crecimiento y formación.

Palabras claves: Índices de crecimiento, coeficiente de cultivo, masa seca del


bulbo, láminas de riego.

34
2.2 ABSTRACT

In order to know the effect that water causes on the gas exchange and growth of
Red Onion plants (Allium cepa L.) of Red creocle-c-5 variety, it was developed an
essay that had to be with four different irrigation volume (2,80; 3,80; 4,72 y 5,70
mm.día-1) during a 112 days cycle, using a design randomly (DCA) with four
treatments and four repetitions, in an 120 m 2 area that was protected by a shadow-
mesh at 50%. The essay was written at Universidad de Córdoba, Montería,
Colombia, 8°48´ N and 75°52´W, 15 msnm. The variables that were evaluated
since the first week to the fourteenth week after the transplant were: dry mass of
leaves and the bulb (g), final fresh mass bulb (g), leaf area (cm 2), photosynthesis
(µmolCO2 m-2s-1), differential of gas of pressure (mb), leaf internal temperature
(°C), and transpiration (MmolH2O m-2s-1). The growth rate showed increase during
the farming cycle. The statistical analysis showed differences between the
treatments and increase in the growth (Dry mass of leaves and the bulb, fresh
mass of the bulb, number of leaves, height of leaves and leaf area) for a volume of
4,72mm.day-1; a sheet of 2,80; 3,80 and 5,70mm.day-1 generated decrease in the
variables that were already mentioned. Taking into account these results it was
concluded that the Kc for Allium cepa was 1,0 during the whole growth cycle.

Key words: Growing rate, farming coefficient, dry mass of bulb, irrigation volume.

35
2.3 INTRODUCCIÓN

La cebolla está entre las hortalizas más importantes y más ampliamente cultivada
en el mundo, ya que es un condimento de uso diario, este cultivo tiene una gran
demanda nacional y local y es utilizada ya sea para consumo fresco o para ser
industrializada, hay un gran número de cultivares con distinto comportamiento
respecto a las diferentes zonas climáticas que influye en su adaptación y
desarrollo vegetativo, a pesar de ello no todos los países cubren sus necesidades,
por lo que tienen que importar para cubrir la demanda de los consumidores finales
(Vera 2016).

Los cultivos hortícolas como la cebolla requieren de riego teniendo en cuenta que
en la zona del valle medio del Sinú las lluvias no son uniforme, por lo que se tiene
un periodo de sequía y uno lluvioso, por tal razón se hace necesario el uso de la
implementación de riego en dicha época seca. Una de las principales líneas de
investigación en estos momentos está encaminada al desarrollo de tecnologías y
al uso de modelos bien calibrados que contribuyan al manejo eficiente del uso del
agua.

La cebolla de bulbo, es después del tomate, la segunda hortaliza cultivada en


Colombia, las condiciones ambientales que presentan varias regiones, han
permitido incrementar a través del tiempo las áreas de cultivo mediante siembras
sucesivas. Su producción se efectúa principalmente en la provincia de Ocaña, la
meseta Cundiboyacense y el valle del Cauca (Bruzon 1993). En el cultivo de la
cebolla el tiempo de riego y número de riegos diarios durante el cultivo dependerá
del tipo de suelo (textura), la evapotranspiración diaria (ETD) de la zona donde
esté ubicado el lote y el estado de desarrollo del cultivo (coeficiente de cultivo)
(Lardizabal 2007).

En Colombia, desde 1970 el instituto colombiano de investigación agropecuaria


CORPOICA, han realizado estudios en las diferentes zonas climáticas, evaluando
la adaptación, calidad, rendimiento y aceptación en el mercado de la Cebolla. Sin
embargo, no se tiene conocimiento de sus procesos básicos de crecimiento y
desarrollo en el Valle medio del Sinú; por tal razón el objetivo de este trabajo es
determinar cómo es el comportamiento del consumo de agua en Allium cepa en el
valle medio del Sinú.

36
2.4 MATERIALES Y MÉTODOS

2.4.1 Ubicación

El trabajo experimental se llevó a cabo bajo condiciones protegidas en la


Universidad de Córdoba (montería, Córdoba- Colombia), ubicada a los 8° 48’
latitud (N) y 75° 52’ longitud (W) con una elevación de 15 m.s.n.m (Palencia et al.,
2006; Mesa, 2013; Vergara, 2014). El área de entorno de esta zona Según los
autores (Palencia et al., 2006; Romero, 2013), citado por Vergara (2014), presenta
una precipitación media anual de 1200 mm, temperatura promedio de 28°C, brillo
solar de 1800 horas luz/año y una humedad relativa del 84%.

Las condiciones protegidas del sitio de trabajo fueron hechas con un polisombra
de 50%. Dentro del sitio se tomaron valores de temperatura, humedad relativa y
radiación todos los días desde el trasplante de la cebolla hasta culminar su ciclo y
valores de radiación fuera del experimento.

2.4.2 Diseño experimental

Se evaluaron 4 dosis de riego, correspondiente a Kc de 1.2, 1.0, 0.8 y 0.6,


teniendo en cuenta que la ETo max de la zona correspondiente a los meses en
que se hizo el experimento fue de 4,72 mm.dia-1, Posteriormente los tratamientos
se transformaron en láminas de riego de 5.70, 4.72, 3.80 y 2.80mm.día-1
respectivamente, y fueron aplicadas mediante un sistema de riego de cintas de
goteo después del trasplante de Allium cepa L., por un periodo de 112 días, en un
sustrato que costaba de arena, cascarilla de Arroz + estiércol de vaca y suelo
arcillo limoso con una proporción 1:1:1:2 respectivamente.

El estudio se llevó a cabo bajo un diseño experimental completamente al azar, con


4 tratamientos y 4 repeticiones, con un total de 16 unidades experimentales; cada
una de las repeticiones conto con un total de 25 plantas divididas en dos hileras
37
distanciadas a 50 cm, y con una distancia entre planta de 20 cm. Las condiciones
de control de ambiente se realizaron mediante la construcción de un Umbráculo
con polisombra al 50% en un área total de 120 m2.

El material vegetal utilizado en la investigación fue Allium cepa L. de la variedad


Red creocle-c-5, común mente conocida como cebolla roja y cebolla de bulbo rojo
para clima calido y templado. Se realizó un semillero el día 9 de febrero de 2016,
en un sustrato de cascarilla de Arroz + estiércol, turba de Coco y lombriabono con
una proporción 1:1:1 respectivamente; se hizo una desinfección con vitabax de 3g/
l agua y se esperó 24 horas para la siembra en vasos desechable.

Se hizo una desinfección a las Eras con el Nematicida orgánico Jengican a base
de extractos de Ajo, Jengibre y canela con una dosis de 1L/20L agua el día 20 de
febrero de 2016, posteriormente se hizo otra desinfección con el fungicida
orgánico Jengican a base de extractos de Jengibre, Canela y flores de Manzanilla
con dosis de 1L/20L agua el día 27 de febrero de 2016. Se hizo el respectivo
trasplante de la cebolla roja a las eras el día 29 de marzo de 2016. El riego a la
primera semana se hizo uniforme, con el fin de aclimatar las plantas y dejarlas en
igual condiciones de agua. La aplicación de los tratamientos se inició el día 5 de
abril de 2016. La fertilización se hizo de igual manera a todos los tratamientos con
el fin de dejarlas en las mismas condiciones, basado en la investigación de
requerimiento nutricional de la cebolla roja (Figueroa 2000).

2.4.3 Variables medidas

Las medidas de las variables se realizaron 1 semana después del trasplante, en


total se hicieron 14 muestreos de medición directa y destructiva cada 8 días
utilizando 8 plantas por tratamiento. Las variables medidas fueron:

 Altura de la planta (AP) en cm

 Número de hojas

 Área foliar (AF) en cm2


38
 Masa seca (MS) de hojas y bulbos en g

La AP se tomó con ayuda de una regla de 50 cm, midiendo desde la base del
bulbo hasta la hoja más larga de la planta. El AF se calculó mediante el modelo
matemático (Altura de la hoja x Ancho de la hoja x 0,75), (Universidad Nacional de
san Agustin). La variable de MF se obtuvo pesando la planta en una balanza y la
variable de MS (Villas, 2004) luego de haber sometidas a secamiento en una
estufa con temperatura de 80°C por 48 horas.

Las medidas indirectas de crecimiento (IAF, TAN, TCC, TAC) se calcularon


mediante los modelos matemáticos ya establecidos para cada una de estas.

Las variables de intercambio gaseoso se tomaron con un medidor de gases al


inflarojo en la etapa de crecimiento y desarrollo del bulbo (Anexo 3), (IRGA) Marca
PP systems modelo Ciras 2 (Mesa 2013), se tomaron 2 lecturas por repetición de
los tratamientos de cada una de las variables mencionadas en la etapa de
crecimiento y formación del bulbo.

2.4.4 Análisis estadístico

Los datos se tabularon en el programa Excel, versión 2010, y posteriormente


procesados mediante el programa SAS, Versión 9.1; las gráficas se hicieron en el
programa SigmaPlot versión 10.0.

39
2.5 RESULTADOS Y DISCUCIÓN

2.5.1 Condiciones protegidas

La temperatura y la humedad relativa promedio del sitio de investigación fueron de


30,96°C y 60,62% respectivamente, presentando fluctuaciones durante las horas
del día. En la figura 1 se puede observar que a medida que la temperatura
aumenta la humedad relativa disminuye lo que coincide con los resultados
descritos por Vergara (2014).

Figura 1. Comportamiento promedio de la temperatura y la humedad relativa al


interior del Umbráculo durante las horas del día.

Para la radiación dentro y fuera del Umbráculo los valores promedio fueron de
393,7 y 477,22 W.m-2 respectivamente presentando fluctuaciones en el día.

En la figura 2 se observa que los valores promedios más altos de radiación dentro
y fuera del sitio de experimento se presentaron a las 12 pm del día. Como
resultado se tiene que efectivamente hubo una disminución de la radiación dentro
del sitio protegido.

40
Figura 2. Comportamiento promedio de la radiación dentro y fuera del Umbráculo
durante las horas del día.

2.5.2 Altura de la Planta (AP).

En el análisis de varianza se pueden observar que en la primera semana no hay


diferencias significativas (P < 0,05) entre los tratamientos de Laminas de Riego,
mostrando un coeficiente de variación de 14,78, así mismo, en la prueba de rango
estudentizado de Tukey no se presentaron diferencias significativas en ninguno de
los tratamientos. Sin embargo a partir de la semana 2 hasta la semana 14, se
presentaron diferencias altamente significativas (P < 0,01) entre los tratamientos
con coeficientes de variación entre los 4,27 y 7,65. Desde la semana 7 (Inicio de la
formación del bulbo de Cebolla) hasta la semana 14 se pueden observar en las
pruebas de rango estudentizado de Tukey que no presento diferencias
estadísticas entre los tratamientos 3,80mm.día-1 y 2,80mm.día-1. La mayor altura
promedio fue de 36,9 cm y se presentó para la lámina de 4,72mm.día -1, por el
contrario la menor altura promedio (21,03 cm) se presentó con la menor lámina de
41
Riego, mostrando diferencias significativas en la prueba de Tukey para estas dos
láminas de Riego ya mencionadas (Anexo 2).

En la figura 3 se puede observar que el crecimiento en altura fue ascendente


desde la primera semana hasta la semana 7(DDT). Se aprecia una relación
curvilínea positiva entre esta variable y las diferentes láminas de riego.
Posteriormente, entre la semana 7 hasta la semana 14 DDT el crecimiento en
altura de la Cebolla roja se fue haciendo más lento (mostrando en las curvas de
regresión) y en las últimas 3 semanas una disminución del tamaño debido a la
maduración y ruptura de los ápices de las hojas (Amaya 2012).

Figura 3 Curva de crecimiento de la altura de la planta del cultivo de Cebolla roja


(Allium cepa L.), bajo 4 tratamientos de Riego.

Vera (2016) define que en esta primera fase (Anexo 1) se observa un rápido
crecimiento debido a que la planta pone de manifiesto su máximo potencial
genético, posteriormente los cultivares crecen poco debido a que estos entran en
reposo vegetativo lo que coincide con los resultados descritos en el trabajo.

Los resultados descritos coinciden con lo señalado por Cely (2010), donde afirma
que en el estadio de desarrollo de las hojas, la planta presentó un aumento
mínimo y constante en su crecimiento en número de células de tejidos
42
meristemáticos, generando un crecimiento en longitud desde la semana 1 hasta la
semana 8 DDT.

El tratamiento con lámina de Riego de 4,72 mm.día -1 aplicada durante todo el


ciclo del cultivo para el crecimiento en altura de la planta fue mejor con respecto a
una lámina mayor, en este caso de 5,70mm.día -1, resultado que coincide con lo
descrito por Fox (2009) donde afirman que el mayor crecimiento de las plantas no
siempre se asocia con la mayor lamina de Riego, puesto que un exceso de agua
puede inhibir el crecimiento de estas.

2.5.3 Numero de hojas (NH).

A partir del análisis de varianza se pueden observar que las diferencias


significativas (P < 0,05) entre los tratamientos se dieron en las semanas 2, 13 y 14
con un rango de coeficiente de variación desde 5,66 a 14,21 y altamente
significativas (P < 0,01) en las semanas 2, 3, 9, 11 y 12 con un coeficiente de
variación entre 4,04 y 11,53 respectivamente. En la prueba del rango
estudentizado de Tukey se comprobó que no existen diferencias significativas
entre los tratamientos en las semanas 1, 2, 5, 6, 7, 8 y 10. Sin embargo en esta
misma prueba se logra observar que las semanas 3 y 4 no se presentaron
diferencias significativas entre las láminas de Riego de 5,70mm.día -1 y
4,72mm.día-1, tampoco entre 5,70mm.día-1, 3,80mm.día-1 y 2,80mm.día-1; así
mismo se logra observar que no hay diferencias significativas entre la semana 13
y 14 para 4,72 mm.día-1 y 2,80 mm.día-1, tampoco para 5,70 mm.día-1, 3,80
mm.día-1 y 2,80 mm.día-1. El mayor promedio de numero de hojas final (6,75) fue
para la lámina de Riego de 4,72mm.día-1; para las láminas de Riego 5,70mm.día-1
y 3,80mm.día-1 fue de 6 hojas y 6,25 hojas para 2,80mm.día-1 (Anexo 3).

La figura 4 muestra la tendencia del número de hojas en las plantas de Cebolla


roja con relación a las semanas después del trasplante, presentándose una
relación curvilínea positiva entre NH y las diferentes láminas de riego, es decir, a
medida que aumenta las semanas después del trasplante, una hoja nueva
aparece en la planta. Sin embargo se presentó un numero de hojas mayor para la
lámina de Riego de 4,72 mm.día-1 con respecto a 5,70 mm.día-1, 3,80 mm.día-1 y
2,80 mm.día-1 para la última semana, teniendo este una ventaja en el transcurso
de todo el cultivo.

43
Figura 4 Curva de crecimiento en número de hojas del cultivo de Cebolla roja
(Allium cepa L.), bajo 4 tratamientos de Riego.

El número de hojas por planta registró una tendencia ascendente a incrementar su


crecimiento semanal en las 3 etapas fenológicas del cultivo de la Cebolla roja
(Anexo 1) lo que coincide con lo señalado por Reveles et al. (2013) y Cely (2010).

Las plantas, en la semana 1 DDT, generalmente presentan de 2 a 3 hojas


verdaderas muy delgadas. Posteriormente el número de hojas va aumentando a
medida que pasan las semanas, sin embargo, desde la semana 12 este
crecimiento en número de hojas se detiene perdiendo turgencia al llegar a la
semana 14 DDT lo que coincide con Cely (2010) donde afirma que la parte foliar
pierde importancia, se mantienen constantes y bajos los valores de área foliar y
número de hojas, pues al finalizar, las hojas se muren ya que se presentó el
agobio de las plantas, que consiste en el secado del cuello del bulbo y en ese
punto la planta cae por el peso de sus hojas.

44
2.5.4 Área foliar (AF).

A partir de la semana 4 hasta la semana 14 DDT, se encontraron diferencias


significativas (P < 0,05) y altamente significativas (P < 0,01) entre los tratamientos
para la variable AF, con coeficientes de variación entre los 30,74 y 23,29. El
análisis de prueba de rango estudentizado de Tukey muestra que en la semana 3,
4, 7, 8, 9, 10, 11, 12, 13 y 14 existen diferencias entre las láminas de riego de
5,70mm.día-1, 4,72mm.día-1 y 3,80mm.día-1; para 5,70 mm.día-1, 3,80 mm.día-1 y
2,80; en las semanas 7 hasta la 14 no existen diferencias entre 5,70mm.día -1,
4,72mm.día-1 y 3,80mm.día-1; entre los tratamientos 4,72mm.día-1, 3,80mm.día-1 y
2,80mm.día-1. La lamina de Riego de 4,72mm.día-1 presento el valor promedio
(22,84 cm2) más altos de la variable AF y 2,80mm.día-1 el menor valor promedio
(10,90) (Anexo 4).

La figura 5 muestra que existe una función cuadrática positiva entre las láminas de
riego aplicadas a lo largo del ciclo de cultivo, mostrando un crecimiento lento del
área foliar a partir de la semana 7 DDT, posteriormente entre las últimas semanas
DDT una disminución de esta variable lo que coincide con los resultados descritos
por Jaramillo et al (1997) donde afirma que el comportamiento de la variable área
foliar a partir de la formación del bulbo se debe a que la tasa de senescencia foliar
empezó a superar semana tras semana a la tasa de crecimiento del área foliar.

45
Figura 5 Curva de crecimiento en Área foliar del cultivo de Cebolla roja (Allium
cepa L.), bajo 4 tratamientos de Riego.

En la primera fase del cultivo (anexo 1) se pueden observar los valores más bajos
de área foliar en general y los más altos a partir de la segunda fase fenológica del
cultivo lo que coincide con Cely (2010) y Coca A. et al (2012).

Por otra parte, se puede observar (figura 3) una disminución del área foliar en la
lámina de Riego de 2,80mmdía-1, siendo este, la menor aplicación y por ende
generando un contenido bajo de humedad del suelo lo que coincide con lo descrito
por De la Cruz (2010) et al, Balaguera et al (2008), Ribas et al (2000) y Meza
(2013).

Por lo contrario Vergara (2014) y Falcao (2012) encontraron que a mayor cantidad
de agua aplicada el área foliar se reduce, disipando con los resultados obtenidos
en este trabajo, por lo que se puede deber a que todos los cultivos tienen un punto
máximo de aprovechamiento del agua y el exceso de este provoca un estrés
hídrico dando como resultado una disminución del crecimiento, en este caso el AF.

46
Geigenberger (2003) describe que lo que denota la influencia negativa que ejercen
elevados niveles de humedad en suelos con alta retención de agua, debido a las
limitaciones con el oxígeno del suelo, empleado en la respiración mitocondrial,
provoca un descenso marcado en el estado energético de las células con
implicaciones directas en los procesos fotosintéticos, lo que posiblemente explica
el comportamiento del crecimiento (figura 5) del área foliar de las plantas que se le
aplico la mayor lamina de Riego (5,80mm.día-1); donde un exceso de agua
después de la semana 4 es perjudicial, por la cual se deduce que a partir de la
semana 4 no se debe aplicar laminas mayores a 4,72mm.dia -1 teniendo en cuenta
la ETo de la zona, en este caso para AF.

2.5.5 Masa seca de las hojas (MSH).

En el análisis de varianza se puede ver que hubo diferencias altamente


significativas (P < 0,01) entre los tratamientos a partir de la semana 2 hasta la
semana 14 DDT, con coeficientes de variación entre los 8,03 y 23,47. En el
análisis de prueba estudentizada de Tukey se logra observar que no existen
diferencias significativas entre las láminas de Riego 5,70 mm.día -1 y 3,80mm.día-1
con respecto 2,80mm.día-1 entre las semanas 4, 5, 6 y 7 DDT; generalmente
existen diferencias entre el tratamiento 4,72mm.día -1 con respecto a 5,70mm.día-1,
3,80mm.día-1 y 2,80mm.día-1. Sin embargo el valor promedio más alto para la
variable de masa seca de las hojas fue de 2,6 g y se obtuvo en el tratamiento
4,72mm.día-1;para 2,80 mm.día-1 el valor promedio fue de 0,47g (Anexo 5).

Por otra parte, en la figura 6 se logra observar que en la tercera fase del cultivo
(Anexo 3) la masa seca de las hojas tiende a una disminución de peso y
posteriormente tiende a un comportamiento constante. Se logra observar
claramente que existe una diferencia significativa del tratamiento 2 con respecto a
los otros desde la semana 2 hasta llegar a la fase final del cultivo (Semana 14
DDT) y una menor acumulación de masa seca en las hojas para la menor lámina
de agua (2,80mm.día-1). Por otro lado, se logra percibir que la gráfica tiende a
tener un comportamiento con funciones Gaussianas o figuras con campanas de
Gaus entre los tratamientos a partir de la semana 9, es decir, a medida que se va
incrementando la lámina de riego, el valor de la masa seca de las hojas tiende a
aumentar.

47
Figura 6 Curva de crecimiento en Masa seca de las hojas del cultivo de Cebolla
roja (Allium cepa L.), bajo 4 tratamientos de Riego.

En la primera fase del cultivo (Anexo 1) se lo logra observar que la masa seca de
las hojas es superior a la masa seca del bulbo (figura 5), lo cual coinciden con los
reportados por Cely (2010), donde describe que el aumento en fitomasa seca en la
primera fase es superior para la parte aérea que para la subterránea, según la
relación fitomasa Seca Aérea (FSA) sobre fitomasa Seca Subterránea (FSS) que
durante toda esta etapa presenta valores por encima de la unidady esta aumenta
debido a que todos los órganos están presentando cambios significativos en
longitud, grosor y almacenan productos de la fotosíntesis y finalmente.

El descenso del peso seco del follaje en la tercera fase del cultivo (Anexo 1)
coincide con lo encontrado para el cultivo de Allium cepa por Currah y Proctor
(1990), Cely (2010), Coca et al (2012), Lima (2007) y Jaramillo et al (1997).

Huerres (1978) describe que a partir del inicio del llenado del bulbo, la mayor parte
de los asimilados se translocan para el desarrollo del bulbo, cesando la formación
de hojas nuevas y ocurriendo la vejez fisiológica de la planta.

Según Santiago et al (2002) y Cabral et al (2004) citado por Vergara (2014),


encontraron en plántulas de tabebuia chrysotricha que el peso seco de las hojas
48
se redujo al aplicar una menor lamina de Riego, lo que coincide con los resultados
descritos.

2.5.6 Masa seca del bulbo (MSB).

Para esta variable, el análisis estadístico muestra que existen diferencias alta
significativas (P < 0,01) entre los tratamientos para todas las semanas, con un
coeficiente de variación entre 9,26 y 38,43. Sin embargo, la prueba de rango
estudentizado de Tukey muestra que la lámina de Riego de 3,80mm.día -1 tiene
una media mayor al resto de las láminas de Riego aplicadas en el transcurso del
cultivo en las primeras dos semanas de formación del bulbo, mostrando que es
diferente significativamente con la lámina de Riego de 2,80mm.día -1 en la semana
8 y 5,70mm.día-1, 4,72mm.día-1 y 2,80mm.día-1 en la semana 9 DDT; Finalmente
la media de la variable MSB de la lámina de Riego 4,72mm.día -1 supera al resto
de las láminas de Riego aplicadas, mostrando diferencias significativas entre las
semanas entre la semana 12 hasta la 14 DDT con respecto a todos los
tratamientos (Anexo 6).

La figura 7 muestra que el inicio de la formación del bulbo se da en la semana 7


DDT, presentando un crecimiento lento en la variable MSB entre esta misma
semana hasta la semana 11, seguido por un crecimiento rápido en las últimas
semanas. El valor promedio más alto de MSB fue de 5,05 g y se encontró para la
lámina de 4,72 mm.día-1 siendo este el mejor tratamiento en esta variable y para
2,72mm.día-1 se obtuvo el promedio (0,2g) más bajo.

Jaramillo 1997 en un estudio de variables fenológicas de 3 variedades de cebolla


roja cultivadas en condiciones del valle del cauca, tiene como resultado que la
materia seca del bulbo fue 6.82, 5.8 y 7.55g para las variedades Houston red
creole y White creole respectivamente. Según Cely 2010 cuando el bulbo ha
madurado completamente el promedio de materia seca es de 28,5 g.

49
Figura 7 Curva de crecimiento en Masa seca del Bulbo del cultivo de Cebolla roja
(Allium cepa L.), bajo 4 tratamientos de Riego.

La materia seca del bulbo mostro un crecimiento continuo durante su desarrollo, el


cual aumento su intensidad a partir de la semana 13 y 14 semanas, alcanzando
los máximos valores hacia el final del ciclo del cultivo lo que coincide con lo
descrito por Jaramillo et al (1997).

Thomas (1980) afirma que el volumen de agua cuando excede la capacidad de la


retención del sustrato, esta empieza a lixiviar los nutrientes y no queden lo
suficiente para las diferentes funciones de las plantas. Lo anterior, posiblemente
explique el crecimiento lento de la MSB al aplicar láminas de Riego mayores a
4,72mm.día-1.

50
2.5.7 Masa fresca final del bulbo (Rendimiento en Ton.ha-1).

El análisis de varianza para esta variable, muestra diferencias altamente


significativas entre los tratamientos, mostrando un coeficiente de variación de
24,82. Sin embargo en la prueba estudentizada de Tukey no existen diferencias
significativas entre las láminas de Riego de 3,80mm.día -1 y 5,70mm.día-1, tampoco
para 5,70mm.día-1 y 2,80mm.día-1 (Anexo 7).

La figura 8 muestra el rendimiento por hectárea de las plantas de Allium cepa con
relación a la lámina de Riego aplicada. La lamina de Riego de 4,72 muestra el
mayor rendimiento en toneladas por hectárea (6,5), mientras que la lámina 2,80
tiene el rendimiento más pequeño con 0,58 ton.ha-1, notándose igualmente que al
aplicar láminas de Riego mayores a 4,72 el crecimiento final tiende a hacer menor
como en las anteriores graficas descritas.

Según Jaramillo (1997) en un estudio de variables fenológicas de 3 variedades de


cebolla roja cultivadas en condiciones del valle del cauca, tiene como resultado
una producción en t/ha de 25.9, 15.2 y 7.74 para las variedades Houston red
creole y White creole respectivamente.

Según el ministerio de agricultura y desarrollo rural (2006) en una encuesta


nacional agropecuaria los valores de rendimiento para Boyacá, Cundinamarca,
norte de Santander y otros departamentos son 26.0, 15.8, 12.1 y 10.4 ton/ha
respectivamente.

51
Figura 8 Curva de crecimiento en Masa seca del Bulbo del cultivo de Cebolla roja
(Allium cepa L.), bajo 4 tratamientos de Riego, ɪ= Desviación estándar.

2.5.8 Índices de crecimiento (TAN, TCC, IAF Y TAC).

El comportamiento de los índices de crecimiento para la especie Allium cepa


muestra un aumento a lo largo del experimento.

La TAN mostro valores menores para la primera etapa del cultivo (Anexo 1). Sin
embargo, se observó un incremento de la TAN para todas las plantas de cada
tratamiento a partir de la segunda etapa del cultivo (Anexo 1). (Figura 9) Este
trabajo coincide con Jaramillo (1997) donde describe que el incremento de la TAN
en la segunda etapa de crecimiento del cultivo se debe a la necesidad de
asimilados para el engrosamiento del bulbo, requiriendo aumento en la producción
de estos.

52
Figura 9 Comportamiento de los índices de crecimiento a) TAN, b) TCC, c) IAF y
d) TAC en Allium cepa sometida a diferentes láminas de Riego.

Las plantas del tratamiento 2 presenta los más altos valores de TAN y TAC
durante la mayor parte del ciclo del cultivo, lo que explica en gran parte la alta
TCC, mayor acumulación de materia seca de las hojas y del bulbo para este
tratamiento lo que coincide con lo descrito por Jaramillo (1997). Para la TCC los
mayores valores se observan en la segunda etapa de crecimiento del cultivo para
las plantas con lámina de Riego de 4,72 mm.día-1 lo que indica una mayor
capacidad diaria de producción de materia seca lo que coincide con Jaramillo
(1997).

53
En la figura 9 se observa un comportamiento similar para el IAF y el AF. Los
máximos valores para esta variable se ven a partir de la iniciación del crecimiento
y formación del bubo. Kavet et al (1971) citado por Jaramillo (1997) explica que un
mayor IAF o AF no implica mayor eficiencia en el aprovechamiento de la radiación
y producción de asimilados.

Por todo lo anterior se puede afirmar que el mejor crecimiento y desarrollo de las
plantas de Allium cepa fue con una aplicación de lámina de Riego de 4,72mm.día-1
desde la primera etapa hasta llegar a la última etapa del cultivo (Anexo 1).

2.5.9 Intercambio gaseoso

2.5.9.1 Déficit de presión de vapor (DPV).

El análisis de varianza mostro diferencias significativas (P < 0,05) entre los


tratamientos, con un coeficiente de variación de 5,13 (Anexo 8). Los valores
promedios del DPV, durante la segunda fase del cultivo (Anexo 3) revelo que la
aplicación de láminas superiores e inferiores a 4,72mm.día-1, ocasionaron un
decremento. En la figura 10 se aprecia una relación curvilínea positiva entre el
DVP y las diferentes láminas de riego (R² = 0,2017). La variación que sufrió la
DPV puede ser el causante principal del comportamiento de la fotosíntesis, ya que
esta variable, es la responsables de las variaciones de la apertura estomática, por
lo cual un incremento progresivo de este traerá consigo una cierre parcial de los
estomas, ocasionando una disminución de la tasa fotosintética de la planta
(Pimentel 2004 y Meza 2013).

54
Figura 10 Efecto de las láminas de Riego sobre el déficit de presión de vapor
(DVP), ɪ= Desviación estándar.

2.5.9.2 Temperatura interna de la hoja (Ti).

El análisis de varianza para la Ti muestra que existen diferencias significativas (P


< 0,05) entre las láminas de Riego aplicadas en la segunda fase de crecimiento
del cultivo estudiado, mostrando que no existen diferencias significativas entre los
tratamientos 5.70, 4,72 Y 2,80mm.día-1, tampoco para 5.70, 3,80 y 2,80mm.día-1
según la prueba de rango estudentizado de Tukey (Anexo 9).

En la figura 11 se puede observar que los valores máximos y mínimos de Ti se


presentaron para láminas de riego de 5,7 y 3,8 mm.dia -1 respectivamente,
resultados que coinciden con lo descrito por Meza (2013); estas temperaturas
estaban altamente relacionadas con los valores obtenidos para la variable DPV.

55
Figura 11 Efecto de las láminas de Riego sobre la temperatura interna de la hoja
(Ti), ɪ= Desviación estándar.

Las temperaturas foliares, depende del balance de energía, energías absorbidas


de la radiación solar y las radiaciones emitidas por otros cuerpos y energías
perdidas por enfriamiento. Según cuevas (2001), Meza (2013) la temperatura de la
hoja afecta a la fotosíntesis a nivel estomático.

La temperatura interna de la hoja funciona como un sistema de respuesta de las


plantas al estrés; un incremento en la Temperatura foliar (Ti>36°C), disminuye la
tasa de asimilación de CO2, lo anterior probablemente por cambios en la actividad
de las enzimas que participan en el ciclo de Calvin (Jaimez, 2006).

2.5.9.3 Fotosíntesis (Pn).

De acuerdo con el análisis de varianza de la variable fotosíntesis, no existen


diferencias significativas entre los tratamientos, al igual, se logra observar para la
prueba de rango estudentizado de Tukey (Anexo 10). La figura 10 muestra el

56
comportamiento de la fotosíntesis con respecto a las aplicaciones de láminas de
Riego en la segunda etapa de crecimiento del cultivo.

Figura 10 Efecto de las láminas de Riego sobre la fotosíntesis (Pn), ɪ= Desviación


estándar.

Según meza (2013) para el caso de la fotosíntesis es muy difícil establecer si una
deficiencia o exceso en el suministro de agua tiene un efecto o no inhibidor sobre
esta, ya que la cantidad de agua necesaria directamente para este proceso es
muy pequeña en comparación con la cantidad necesaria para mantener la planta
viva.

2.5.9.4 Transpiración (E).

De acuerdo con el análisis de varianza, esta variable, presentó diferencias


altamente significativas (P < 0,01) entre los tratamientos, con coeficiente de
variación de 22,54 (Anexo 11). La figura 13 muestra un comportamiento curvilinéo
positivo, donde se presentaron los valores promedio más altos de Transpiración
en la lámina de riego más alta (5,70mm.día-1).

57
Figura 13 Efecto de las láminas de Riego sobre la transpiración (E), ɪ= Desviación
estándar.

Las variables de temperatura interna de la hoja (figura11) y transpiración del


cultivo Allium cepa son inversamente proporcional para una lámina de Riego de
4,72mm.día-1 resultado que coincide con Meza (2013) y Salisbury (1994) donde
describen que las temperaturas elevadas, están relacionadas con una mayor
traspiración para controlar la temperatura interna, debido a que los estomas estén
más abiertos permiten un incremento en el flujo de CO2 y una mayor tasa
fotosintética.

58
2.5.10 Determinación del coeficiente de cultivo (Kc), para Allium cepa L..

En la presente investigación se evaluaron cuatro coeficientes de cultivo, con los


cuales se establecieron las dosis de riego que fueron aplicadas como tratamientos
durante un periodo de 112 días; los coeficientes teóricos planteados y las láminas
de riego calculadas con los valores de ETo Máxima día en la región, se muestran
en la tabla 1.

Tra Kc ETo Max. L. riego Lamina total


Día (mm.día- (mm.día-1) (mm.ciclo-1)
1
)

1 1,2 4,72 5,70 638

2 1,0 4,72 4,72 529

3 0,8 4,72 3,80 426

4 0,6 4,72 2,80 314

Tabla 1 Coeficientes de cultivo (Kc) evaluadas para el cultivo de Allium cepa L.

De acuerdo a los resultados obtenidos en la producción de biomasa seca del


bulbo, área foliar, índices de crecimiento y rendimiento por hectárea, se determinó
el coeficiente de cultivo para Allium cepa durante las etapas de crecimiento de
este mismo en el Valle medio del Sinú, presentó un valor de 1,0. Lo contrario con
lo reportado por Cely (2010) donde describe que existe un Kc para cada etapa
fenológica. Según Gomez et al (2010) afirma que el suministro de agua es uno de
los factores determinantes en el crecimiento y desarrollo el cual depende también
de las condiciones climáticas de la zona, manejo, tipo de cultivo y suelo. Existen
diferentes trabajos para requerimiento hídrico de Allium cepa en Colombia, siendo
estos evaluados en climas templados y fríos, sin embargo, para climas cálidos
bajo condiciones protegidas existen pocos.

59
2.6 CONCLUCIONES

Los efectos de dar una condición protegida al sitio de experimento fueron que al
aumentar la temperatura la humedad relativa disminuye y con un polisombra del
50% se puede disminuir la radiación dentro de este, dando como resultado un
ambiente favorable para el crecimiento y desarrollo de la Cebolla roja de la
variedad Red creocle-c-5.

Las plantas de Allium cepa con láminas de Riego de 4,72mm.día-1 aplicadas


durante todo el ciclo del cultivo presentaron mayor altura de planta, área foliar y
acumulación de biomasa seca del bulbo.

La alta TCC, mayor acumulación de materia seca de las hojas y del bulbo para las
plantas con aplicación de una lámina de riego de 4,72mm.día -1 presento los más
altos valores de TAN y TAC durante la mayor parte del ciclo del cultivo con
respecto a las demás laminas.

El comportamiento de las variables de intercambio gaseoso tomadas en la etapa


de crecimiento del bulbo, muestran generalmente que existe una relación entre
ellas y que está altamente influenciada por el ambiente.

Una lámina superior e inferior a 4,72mm.día-1 aplicada a las plantas de Allium


cepa en el Valle medio del Sinú (Primer semestre) puede afectar el crecimiento
fisiológico de esta.

El mejor comportamiento fisiológico en plantas de Allium cepa de la variedad Red


creocle-c-5 se presentó para un Kc de 1,0, por lo cual, se puede concluir que el
valor de consumo de agua de este cultivo puede estar alrededor de 4,72mm.día
durante la etapa de 0 a 112 días después del trasplante.

60
2.7 BIBLIOGRAFÍA

Amaya, J. y Mendez, E. 2012. Crecimiento de la cebolla (Allium cepa l.) var. “Roja
Arequipeña” en función de la fertilización NxK. Scientia Agropecuaria, 7-14.

Balaguera H., Álvarez J. y Rodríguez J. 2008. Efecto del déficit de agua en el


trasplante de plantas de tomate Solanum lycopersicum L. Agronomía Colombiana,
26(2), p.246-255.

Cely, G. 2010. Determinación de parámetros de riego para el cultivo de cebolla de


bulbo en el distrito de riego del alto chicamocha. Tesis de maestria en ciencias
agrarias. Universidad nacional, Bogota, Colombia.

Coca, A., Carranza, C. Miranda, D. y Rodriguez, M. 2012. Efecto del NaCl sobre
los parametros de crecimiento, rendimiento y calidad de la cebolla de bulbo (Allium
cepa L.) bajo condiciones controladas. REVISTA COLOMBIANA DE CIENCIAS
HORTICOLAS, 6 (2), 196-212.

Cuevas E. 2001. ESTUDIOS DE ADAPTACIÓN ECOFISIOLOGICA DE LA VID


(Vitis vinífera L, CV. Tempranillo) AL DÉFICIT HÍDRICO. EVALUACIÓN DEL
CONSUMO DE AGUA Y DE LAS RESPUESTAS AGRONÓMICAS EN
DIFERENTES REGÍMENES HÍDRICOS, Tesis Doctoral, universidad Politécnica
de Madrid, Madrid.

Currah, L.; Proctor, F. 1990. “The genetic base and the cultivars grown in the
tropics.” Onions in Tropical Regions. Bulletin 35. Natural Resources Institute,
Chatham Maritime: Kent: 31-52.

De la Cruz G., A. Arriaga, M. Mandujano S. González, 2010. Efecto de la sequía


sobre algunas variables hídricas y morfométricas en cinco genotipos de
Amaranthus, IDESIA, 28(3), p.87-95.

Falcao, D. 2012. Producao de mudas de parapiptadenia rigida (Benth) brenan E


luehea divaricata Mart. Et zucc. Em diferentes substratos e láminas de irrigacao.

61
Tesis de maestria en ciencias forestales. Universidad Federal de Santa maria, Rio
grande, Brasil.

Figueroa, M. y Torres, M. 2000. Cebolla: bases nutricionales de la fertilización.


Fertilizantes en línea,
(03/03/2016):http://www.fertilizando.com/articulos/Cebolla%20%20Bases%20Nutri
cionales%20de%20la%20Fertilizacion.asp

Fox, L. y Montague, T. 2009. Influence of irrigation régimen on growth of select


field-grown tree species in a semi-arid climate. Journal of environmental
horticulture, 27 (3), 133-138.

Geingenberger, P. 2013. Response of plan metabolismo to too Little oxygen.


Curr. OPIN. Plant Biol., 6 (1), 247-256.

Gomez, A., Rojas, H., Arilo, F. y Estrada, E. 2010. Determinación del


requerimiento hídrico del pimentón en el municipio de Candelaria, departamento
del Valle del Cauca. Acta Agronomica, 59 (4), 1-6.

Jaimez R. 2006. Estudios ecofisiológicos de ají dulce (C. chinense Jacq) bajo
diferentes condiciones de temperatura y radiación, Tesis doctoral, Universidad de
los Andes, Mérida, Venezuela.

Jaramillo, S., Jaramillo, J. y Jaramillo, A, (1997). Estudio fenologico de tres


tipos de Cebolla de bulbo Allium cepa L.. Acta Agron, 47 (3), Palmira, Colombia.

Jarma, A., Rengifo, T y Aramendiz, H. 2005. Aspectos fisiológicos de Estevia


(Stevia rebaudiana Bertoni) en el Caribe colombiano. I. Efecto de la radiación
incidente sobre el área foliar y la distribución de biomasa. Agronomía Colombiana.
23(2), 207-216.

Lima, M.D.B. y L.T. Bull. 2007. Produção de cebola em solo salinizado. Rev.
Bras. Eng. Agríc. Ambient. 12(3), 231-235.

62
Meza, A. 2013. REQUERIMIENTOS HIDRICOS PARA EL CULTIVO DE LA
ESTEVIA (Stevia rebaudiana Bert). Tesis de pregrado en Ingenieria Agrónomica,
Universidad De Córdoba, Montería, Colombia.

Ministerio de Agricultura y desarrollo rural, ENA. 2006. Encuesta nacional


Agropecuaria. Cebolla de bulbo. Corporación Colombiana internacional (CCI).

Pimentel C., 2004. A RELAÇÃO DA PLANTA COM A ÁGUA, EDUR, Brasil, pag.
190.

Reveles, M., Cid, A., Velasquez, R. y Trejo, R. 2013. Crecimiento, rendimento y


calidad de cebolla em das densidades de plantacion em calera, zacatecas,
mexico. AGROFAZ, 13 (3), 85-92.

Ribas F., M. Cabello, M. Moreno, A. Moreno y L. López, B. 2000. Respuesta


fisiológica de un cultivo de melón (Cucumis melo L.) a distintas dosis de riego.
Invest. Agr.: Prod. Prot.Veg. 15(3), 196-210.

Salisbury, F. B. y Ross, C. W. 1994. Fisiología vegetal. México D.F.: Grupo


Editorial Iberoamericana. 759p.

Thomas, S. y Perry, F. 1980. Ammonium nitrogen accumulation and leaching


from an all pine bark médium. HortScience, 15 (6), 824-825.

Vera, V. 2016. Evaluacion de la eficacia de tres dosis de fertilizantes quimico en el


rendimiento de 4 cultivares de cebolla colorada (Allium cepa L.) Tesis de pregrado.
Escuela superior politécnica de Chimborazo, Riobamba, Ecuador.

Vergara, A. 2014. Requerimiento Hídrico De Melina (Gmelina Arborea Roxb) En


Etapa De Vivero Bajo Condiciones De Casa De Cultivo En El Sinú Medio. Tesis de
pregrado de Ingenieria Agrónomica, Universidad De Córdoba, Montería, Colombia.

63
3 DISCUSIÓN GENERAL

El agua juega un papel muy importante en la producción de cualquier cultivo.


Castañon (2000), dice que una planta gasta el 60% del agua que consume en la
producción de biomasa. Los déficit de humedad en el suelo, ocasionan que la
planta gaste gran parte de energía para adquirir la poca agua presente en el suelo,
esto se refleja en una disminución de los rendimientos. (Arrieta 2002 y Meza
2013).

En este estudio, los efectos de las láminas de riego sobre el comportamiento


fisiológico en las plantas de Allium cepa, ocacionaron cambios evidentes al aplicar
láminas de riego mayores y menores a 4,72mm.día -1, siendo esta la más eficiente
para la planta resultado que coincide con lo descrito por Fox (2009) donde afirman
que el mayor crecimiento de las plantas no siempre se asocia con la mayor lamina
de Riego, puesto que un exceso de agua puede inhibir el crecimiento de estas.

Para la altura de la planta y número de hojas, en la etapa decrecimiento de las


hojas, la planta presentó un aumento mínimo y constante en su crecimiento en
número de células de tejidos meristemáticos, generando un crecimiento en
longitud desde la semana 1 hasta la semana 8 DDT del cultivo en general lo que
coincide con Cely 2010. En cuanto las plantas, en la semana 1 DDT,
generalmente presentan de 2 a 3 hojas verdaderas muy delgadas. Posteriormente
el número de hojas, área foliar y masa seca de las hojas va aumentando a medida
que pasan las semanas, sin embargo, desde la semana 12 estos crecimientos se
detiene o disminuyen al llegar a la semana 14 DDT lo que coincide con Cely
(2010) donde afirma que la parte foliar pierde importancia, se mantienen
constantes y bajos los valores de área foliar, masa seca de las hojas y número de
hojas, pues al finalizar, las hojas se muren ya que se presentó el agobio de las
plantas, que consiste en el secado del cuello del bulbo y en ese punto la planta
cae por el peso de sus hojas beneficiando la parte comestible de la cebolla
(Bulbo).

La variable evaluada más importante fue la masa seca del bulbo, ya que este es el
órgano de mayor importancia económica y alimenticia del cultivo. Las variables de
intercambio gaseosos tomadas en la etapa de crecimiento del bulbo fueron de
gran importancia. Los resultados confirmaron que en el cultivo de Allium cepa a
medida que se incrementa la lámina de riego (mm.día-1), la transpiración también
aumenta al igual que las concentraciones de CO2, lo que probablemente se ve
reflejado en las altas tasas de fotosíntesis, lo que coincide con Jarman 2010 y los
resultados descritos por Meza 2010. Thomas (1980) afirma que el volumen de
64
agua cuando excede la capacidad de la retención del sustrato, esta empieza a
lixiviar los nutrientes y no queden lo suficiente para las diferentes funciones de las
plantas, lo que posiblemente explique el crecimiento lento de la MSB al aplicar
láminas de Riego mayores a 4,72mm.día-1. Para estas laminas mayores a 4,72 el
peso seco se reduce debido a que la actividad y la capacidad fotosintética de la
planta se inhibe bajo condiciones de exceso hídrico lo que coincide con Casierra
et al (2008). Probablemente el comportamiento de las variables de intercambio
gaseoso se debe a la alta correlación entre estas y no a los cambios en la lámina
de riego, lo que coincide con Meza (2013).

65
4 CONCLUSIONES GENERALES

Cuando se aplican láminas de riego mayores a 4,72mm.día -1 el crecimiento de


Allium cepa disminuye lo que se le atribuye a un exceso de humedad en el
sustrato y posiblemente ocasione una disminución de la cantidad de oxigeno
generando alteraciones en la fisiología de la planta resultado que coincide con
Thomas (1980) y Vergara (2014).

Los resultados obtenidos en la variable de fotosíntesis (Pn) no mostraron


diferencias significativas entre los tratamiento, razón por la cual es muy difícil
establecer si una deficiencia o exceso en el suministro de agua tiene un efecto o
no inhibidor sobre esta, ya que la cantidad de agua necesaria directamente para
este proceso es muy pequeña en comparación con la cantidad necesaria para
mantener la planta viva resultado que coincide con lo descrito por Meza (2013).

El factor determinante para la elección del coeficiente de cultivo en Allium cepa


fueron generalmente las diferencias significativas encontradas entre las láminas
de riego de 4.72 con un Kc de 1.0 con respecto a 2.80, 3.80 y 5.70mm.día -1 y Kc
de 0.6, 0.8 y 1.2 respectivamente, observadas en las variables de Masa seca de
las hojas, Masa seca del bulbo y la masa fresca del bulbo.

66
5 RECOMENDACIONES

El crecimiento de Allium cepa durante todo su ciclo de cultivo mostro un mejor


comportamiento para un Kc de 1,0 y una disminución de los valores de las
variables evaluadas para Kc mayores y menores a este. Por lo que se recomienda
hacer diversos estudios evaluando Kc entre 0,8 y 1,2 con el objetivo de fortalecer
investigaciones para este cultivo.

También para fortalecer los resultados de esta investigación, se recomienda


realizar estudios sobre la nutrición de Allium cepa en el valle medio del Sinú,
debido a que en esta investigación se tomaron valores de requerimientos
nutricionales de investigaciones en clima templado y frio, ya que la rata
asimilación de los fertilizantes más alta en climas templados con respecto a otros.

67
6 BIBLIOGRAFÍA GENERAL

Acosta, A., Gaviota, J. y Galmarini, C. 1993. Producción de semilla de cebolla


(Allium cepa L.). Mendoza, AR. Editora Gráfi co EEA. 83 p.

Agulera, M. y Martinez, R. 1996. RELACIONES AGUA SUELO PLANTA


ATMOSFERA. Universidad autónoma de Chapingo- México. Cuarta edición.

Amaya, J. y Mendez, E. 2012. Crecimiento de la cebolla (Allium cepa l.) var. “Roja
Arequipeña” en función de la fertilización NxK. Scientia Agropecuaria, 7-14.

Arriaga, A., De la cruz, G. y Ortiz, J. 2010. RELACIONES HIDRICAS EN LAS


PLANTAS. Facultad de estudio superiores de Iztacala, Universidad nacional
autónoma de México. México.

Arrieta, S. y Flórez, E. 2002. Determinación del requerimiento hídrico de dos


genotipos de berenjena Solanummelongena L. a través del riego por goteo en el
valle del Sinú medio, tesis de pregrado en ingeniería agrónomica, Montería,
Córdoba, Colombia.

Balaguera H., Álvarez J. y Rodríguez J. 2008. Efecto del déficit de agua en el


trasplante de plantas de tomate Solanum lycopersicum L. Agronomía Colombiana,
26(2), p.246-255.

Brewster, J. 1990. The infl uence of cultural and environmental factors on the time
of maturity of bulb onion crops. Acta Horticultura, 267 - 296.

Cassalett, C., Torres, J. e Isaacs C. 1995. El cultivo de la caña en la zona


azucarera de Colombia, CENICAÑA, Cali, Colombia, 412 p.

Cely, G. 2010. Determinacion de parámetros de riego para el cultivo de cebolla de


bulbo en el distrito de riego del alto chicamocha. Tesis de maestria en ciencias
agrarias. Universidad nacional, Bogota, Colombia.

68
Coca, A., Carranza, C. Miranda, D. y Rodriguez, M. 2012. Efecto del NaCl sobre
los parametros de crecimiento, rendimiento y calidad de la cebolla de bulbo (Allium
cepa L.) bajo condiciones controladas. REVISTA COLOMBIANA DE CIENCIAS
HORTICOLAS, 6 (2), 196-212.

Cuevas E. 2001. ESTUDIOS DE ADAPTACIÓN ECOFISIOLOGICA DE LA VID


(Vitis vinífera L, CV. Tempranillo) AL DÉFICIT HÍDRICO. EVALUACIÓN DEL
CONSUMO DE AGUA Y DE LAS RESPUESTAS AGRONÓMICAS EN
DIFERENTES REGÍMENES HÍDRICOS, Tesis Doctoral, universidad Politécnica
de Madrid, Madrid.

Currah, L. y Proctor, F. 1990. The genetic base and the cultivars grown in the
tropics. Onions in Tropical Regions. Bulletin 35. Natural Resources Institute,
Chatham Maritime: Kent: 31-52.

De la Cruz G., A. Arriaga, M. Mandujano S. González, 2010. Efecto de la sequía


sobre algunas variables hídricas y morfométricas en cinco genotipos de
Amaranthus, IDESIA, 28(3), p.87-95.

Falcao, D. 2012. Producao de mudas de parapiptadenia rigida (Benth) brenan E


luehea divaricata Mart. Et zucc. Em diferentes substratos e láminas de irrigacao.
Tesis de maestria en ciencias forestales. Universidad Federal de Santa maria, Rio
grande, Brasil.

FAO. 1977 .Las necesidades de agua de los cultivos. Riegos y drenajes. FAO.
Roma, Italia.

FAO. 2002. Agua y cultivos. Logrando el uso óptimo del agua en la agricultura.
FAO.Roma, Italia.

FAO. 2006. Evapotranspiración del cultivo. Guías para la determinación de los


requerimientos de agua de los cultivos. FAO. Roma, Italia.

Figueroa, M. y Torres, M. 2000. Cebolla: bases nutricionales de la fertilización.


Fertilizantes en
69
línea,(03/03/2016):http://www.fertilizando.com/articulos/Cebolla%20%20Bases%20
Nutricionales%20de%20la%20Fertilizacion.asp

Fox, L. y Montague, T. 2009. Influence of irrigation régimen on growth of select


field-grown tree species in a semi-arid climate. Journal of environmental
horticulture, 27 (3), 133-138.

Geingenberger, P. 2013. Response of plan metabolismo to too Little oxygen.


Curr. OPIN. Plant Biol., 6 (1), 247-256.

Gomez, A., Rojas, H., Arilo, F. y Estrada, E. 2010. Determinación del


requerimiento hídrico del pimentón en el municipio de Candelaria, departamento
del Valle del Cauca. Acta Agronomica, 59 (4), 1-6.

Guenkov, G. 1969. Fundamentos de horticultura cubana. Habana, CU. Edición


Revolucionaria.

Huerres, C.; Caraballo, N. 1988. Horticultura. La Habana, CU. Editorial Pueblo y


Educación:(http://www.idiaf.gov.do/publicaciones/Publications/cebolla_guia_idiaf/H
TML/files/assets/downloads/cebolla.indd.pdf

Hunt, R. 1978. Plant grow analysis. Studies in biology. Number. 96 Edward Arnold
publishers, 67p, London.

Jaimez R. 2006. Estudios ecofisiológicos de ají dulce (C. chinense Jacq) bajo
diferentes condiciones de temperatura y radiación, Tesis doctoral, Universidad de
los Andes, Mérida, Venezuela.

Jaramillo, S., Jaramillo, J. y Jaramillo, A, (1997). Estudio fenologico de tres


tipos de Cebolla de bulbo Allium cepa L.. Acta Agron, 47 (3), Palmira, Colombia.

Jarma, A., Rengifo, T y Aramendiz, H. 2005. Aspectos fisiológicos de Estevia


(Stevia rebaudiana Bertoni) en el Caribe colombiano. I. Efecto de la radiación
incidente sobre el área foliar y la distribución de biomasa. Agronomía Colombiana.
23(2), 207-216.

70
Lima, M.D.B. y L.T. Bull. 2007. Produção de cebola em solo salinizado. Rev.
Bras. Eng. Agríc. Ambient. 12(3), 231-235.

López, J. y Dennett, M. 2007. Estimación del uso del agua en el cultivo de cebolla
(allium cepa l.) En las condiciones de Quíbor, estado lara, venezuela. Bioagro,
19(3), 127-132.

Manso, T., Álvarez, R., Muñoz, L., Enríquez, I. y Mesquita, P. 1992. Cebolla:
manejo de la producción, agro-industria y producción de semilla en condiciones
tropicales. Oficina Regional para América y El Caribe de la FAO (Organización de
la Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación, IT), 135-172.

Marin, G. 2010. Determinación De Los Requerimientos Hidricos Del Cilantro


(Coriandrum Sativum), Variedad Unapal Precoso Y Su Relación Con El Desarrollo
Del Cultivo, La Producción Y La Calidad, Comparando Un Periodo Seco Y
Húmedo De Siembra Del Cultivo En El Año. Tesis de grado para optar el título de
Magister en Ciencias Agrarias, Universidad nacional de Colombia, Palmira.

Mata, H., Patishatán, J., Vazquez, E. y Ramirez, M. 2001. FERTIRRIGACIÓN


DEL CULTIVO DE CEBOLLA CON RIEGO POR GOTEO EN EL SUR DE
TAMAULIPAS. Instituto Nacional de Investigaciones Forestales, Agrícolas y
Pecuarias.Disponibleen(24/02/2016):www.inifapcirne.gob.mx/Biblioteca/Publicacio
nes/901.pdf

Medina, J. 2008. Guía técnica de la cebolla. Instituto Dominicano de


Investigaciones Agropecuarias y Forestales. IDIAF, 15 p. Disponible en
(24/02/2016):www.idiaf.gov.do/publicaciones/Publications/cebolla_guia_idiaf/HTML
/files/assets/downloads/cebolla.indd.pdf

Melgarejo, L. 2010. Experimentos en fisiología vegetal. Universidad Nacional de


Colombia, ISBN: 978-958-719-668-9, primera edición, Colombia.

71
Meza, A. 2013. REQUERIMIENTOS HIDRICOS PARA EL CULTIVO DE LA
ESTEVIA (Stevia rebaudiana Bert). Tesis de pregrado en Ingenieria Agrónomica,
Universidad De Córdoba, Montería, Colombia.

Ministerio de Agricultura y desarrollo rural, ENA. 2006. Encuesta nacional


Agropecuaria. Cebolla de bulbo. Corporación Colombiana internacional (CCI).

Mohr, S. 1995. Plant physiology. Springer. Velllong. Berlin, 629p.

Montás, F. 1991. Guía del cultivo de cebolla. Guía Técnica No. 9. Santo Domingo,
DO. Fundación de Desarrollo Agropecuario. 20p.

Montes, A.; Halle, M. 1990. El cultivo de las amarilidáceas, cebolla, ajo y puerro.
Zamorano, HN. Escuela Agrícola Panamericana. 47 p.

Novasource, 2007. Purshade, tessenderlo group. america del norte. Disponible


en:(22(02/2016):novasource.com/downloads/Purshade/Spanish/NS_ONION_web_
Purshade_span.pdf

Olalla, S. y Valero, J. 1993. Autónoma del riego.Ediciones Mundi - Prensa,


Madrid.

Ottone, M. (2008). Situación de mercado de cebollas frescas.

Palencia, G., Mercado, T. y Combatt, E. 2006. ESTUDIO AGROCLIMATICO DEL


DEPARTAMENTO DE CORDOBA. Facultad de ciencias agrícolas, universidad de
córdoba, montería, Colombia.

Pimentel C., 2004. A RELAÇÃO DA PLANTA COM A ÁGUA, EDUR, Brasil, pag.
190.

Proaño, M. y Paladines, O. (1998). Proyecto MANRECUR (FUNDAGRO/CIID),


Consorcio Carchi – Ecoregión Rio El Ángel, Carchi – Ecuador. Disponible:
www.manrecur.com

72
Quintero, J. 1982. Cultivo extensivo de la cebolla. Núm. 18/82 HD. Ministerio de
agricultura, pesca y alimentacion. 2 p.

Reís, A. 1982. Manual de oleicultura, cultura e comercialização de hortaliças. São


Paulo, BR. Editora Agronômica “Ceres” LTDA, 2da. Edição. 335 p.

Reveles, M., Cid, A., Velasquez, R. y Trejo, R. 2013. Crecimiento, rendimento y


calidad de cebolla em das densidades de plantacion em calera, zacatecas,
mexico. AGROFAZ, 13 (3), 85-92.

Ribas F., M. Cabello, M. Moreno, A. Moreno y L. López, B. 2000. Respuesta


fisiológica de un cultivo de melón (Cucumis melo L.) a distintas dosis de riego.
Invest. Agr.: Prod. Prot.Veg. 15(3), 196-210.

Salisbury, F. B. y Ross, C. W. 1994. Fisiología vegetal. México D.F.: Grupo


Editorial Iberoamericana. 759p.

Sarita, V. 1991. Cultivos de hortalizas en los trópicos y subtrópicos. Santo


Domingo, DO. Editora Corripio. 622 p.) SENA, Asohofrucol y fondo nacional
de fomento hortifruticola, 2006. CURADO Y ALMACENAMIENTO DE
CEBOLLA DE BULBO.Disponible en
(24/02/2016):asohofrucol.com.co/archivos/biblioteca/biblioteca_6_Cebolla%20de%
20Bulbo.pdf

Shigyo, M. y Kik, C. 2007. Onion. Vegetable II. Fabaceae, Liliaceae, Solanaceae


and Umbelliferae. In Handbook of Plant Breeding, 121-159.

TERRANOVA. (1995). Enciclopedia Agropecuaria, Producción Agrícola 1, Santa


Fe de Bogotá, D.C. Colombia.

Vera, V. 2016. Evaluacion de la eficacia de tres dosis de fertilizantes quimico en el


rendimiento de 4 cultivares de cebolla colorada (Allium cepa L.) Tesis de pregrado.
Escuela superior politécnica de Chimborazo, Riobamba, Ecuador.

73
Vergara, A. 2014. Requerimiento Hídrico De Melina (Gmelina Arborea Roxb ) En
Etapa De Vivero Bajo Condiciones De Casa De Cultivo En El Sinú Medio. Tesis de
pregrado de Ingenieria Agrónomica, Universidad De Córdoba, Montería, Colombia.

Villalobos, S., Castellanos, J., Tijerina, L. y Crespo, G. 2005. Coeficiente de


desarrollo del cultivo de brocoli con riego por goteo. Rev. Terralatinoamericana, 23
(3), 329-333, universidad Autónoma, Chapingo, México.

Watson, D. 1952. The physiological basis of variation in yield. Advances in


Agronomy 4, 101-145.

Yoshida, S. 1972. Physiological aspects of grain yield. Annual Review of Plant


Physiology 23, 437-464.

74
ANEXOS

Anexo 1. Fases de crecimiento del cultivo de la Cebolla roja (Allium cepa l.) en el
Valle medio del Sinú.

Fase Crecimiento Formación Maduración


Fenológica de las hojas del bulbo del bulbo

Semanas 0-7 7 - 12 12 - 14
DDT

Anexo 2. Anava y prueba de estudentizado de Tukey para altura de la planta de


Allium cepa en diferentes tratamientos de lámina de Riego durante todo el ciclo
del cultivo.

Semana 1

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 2.1875 0.7292 1.13 0.3763 0.22 14.78

Error 12 7.75 0.6458

Total 15 9.9375
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 6 4 4

A 5.5 4 1

A 5.25 4 2

A 5 4 3

75
Semana 2

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 193.1875 64.396 50.67 <.0001 0.927 7.61

Error 12 15.25 1.271

Total 15 208.438
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 20.5 4 2

B 14.75 4 1

C 12.25 4 3

C 11.75 4 4

Semana 3

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 220.057 73.352 99.26 <.0001 0.961 5.06

Error 12 8.868 0.7389

Total 15 228.924
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 23.25 4 2

B 15.85 4 1

CB 15.2 4 3

C 13.62 4 4

76
Semana 4

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 374.445 124.815 200.1 <.0001 0.98 4.28

Error 12 7.485 0.6238

Total 15 381.93
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 26.65 4 2

B 17.23 4 1

CB 15.8 4 3

C 14.23 4 4

Semana 5

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 352.447 117.482 55.25 <.0001 0.93 7.36

Error 12 25.518 2.126

Total 15 377.964
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 27.75 4 2

B 18.7 4 1

B 17.03 4 3

B 15.8 4 4

77
Semana 6

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 352.873 117.624 40.3 <.0001 0.91 7.65

Error 12 35.025 2.919

Total 15 387.898
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 30.03 4 2

B 22.18 4 1

CB 19.2 4 3

C 17.95 4 4

Semana 7

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 395.755 131.918 46.51 <.0001 0.92 6.90

Error 12 34.035 2.836

Total 15 429.79
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 31.83 4 2

B 26.05 4 1

C 20.55 4 3

C 19.28 4 4

78
Semana 8

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 590.915 196.972 57.53 <.0001 0.94 7.16

Error 12 41.085 3.424

Total 15 632.000
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 34.55 4 2

B 28.50 4 1

C 20.73 4 3

C 19.63 4 4

Semana 9

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 683.943 227.981 73.63 <.0001 0.95 6.68

Error 12 37.155 3.096

Total 15 721.098
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 35.78 4 2

B 29.05 4 1

C 20.88 4 3

C 19.65 4 4

79
Semana 10

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 704.437 234.812 79.74 <.0001 0.95 6.44

Error 12 35.338 2.945

Total 15 739.774
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 36.33 4 2

B 29.3 4 1

C 21 4 3

C 20.05 4 4

Semana 11

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 697.728 232.576 76.48 <.0001 0.95 6.47

Error 12 36.490 3.041

Total 15 734.218
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 36.63 4 2

B 29.43 4 1

C 21.23 4 3

C 20.48 4 4

80
Semana 12

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 681.928 227.309 77.91 <.0001 0.95 6.29

Error 12 35.010 2.918

Total 15 716.938
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 36.75 4 2

B 29.6 4 1

C 21.55 4 3

C 20.75 4 4

Semana 13

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 677.787 225.929 83.48 <.0001 0.95 6.03

Error 12 32.448 2.706

Total 15 710.264
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 36.88 4 2

B 29.65 4 1

C 21.65 4 3

C 20.95 4 4

81
Semana 14

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 674.793 224.931 83.35 <.0001 0.95 6.02

Error 12 32.385 2.699

Total 15 707.178
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 36.9 4 2

B 29.65 4 1

C 21.68 4 3

C 21.03 4 4

Anexo 3. Anava y prueba de estudentizado de Tukey para Número de hojas de


Allium cepa en diferentes tratamientos de lámina de Riego durante todo el ciclo
del cultivo.

Semana 1

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 0.688 0.229 1.57 0.25 0.28 21.07

Error 12 1.75 0.146

Total 15 2.438
corregido

82
tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 2 4 1

A 2 4 3

A 1.75 4 4

A 1.5 4 2

Semana 2

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 1.688 0.563 3.86 0.038 0.491 14.21

Error 12 1.75 0.146

Total 15 3.438
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 3 4 1

A 3 4 2

A 2.5 4 3

A 2.25 4 4

Semana 3

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 3.688 1.229 8.43 0.0028 0.678 11.53

Error 12 1.75 0.146

Total 15 5.438
corregido

83
tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 4 4 2

BA 3.5 4 1

B 3 4 3

B 2.75 4 4

Semana 4

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 3.688 1.229 8.43 0.0028 0.678 11.53

Error 12 1.75 0.146

Total 15 5.438
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 4 4 2

BA 3.5 4 1

B 3 4 3

B 2.75 4 4

Semana 5

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 0.188 0.063 1 0.4262 0.2 6.15

Error 12 0.75 0.063

Total 15 0.938
corregido

84
tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 4.25 4 4

A 4 4 1

A 4 4 3

A 4 4 2

Semana 6

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 0.5 0.167 0.80 0.52 0.17 9.61

Error 12 2.5 0.208

Total 15 3
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 5 4 2

A 4.75 4 3

A 4.75 4 4

A 4.5 4 1

Semana 7

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 0.5 0.167 0.8 0.52 0.17 9.61

Error 12 2.5 0.208

Total 15 3
corregido

85
tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 5 4 2

A 4.75 4 3

A 4.75 4 4

A 4.5 4 1

Semana 8

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 0.188 0.063 1 0.4262 0.2 4.94

Error 12 0.75 0.063

Total 15 0.938
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 5.25 4 2

A 5 4 1

A 5 4 3

A 5 4 4

Semana 9

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 3.188 1.063 17 0.0001 0.81 4.60

Error 12 0.75 0.063

Total 15 3.938
corregido

86
tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 6 4 3

A 5.75 4 2

B 5 4 1

B 5 4 4

Semana 10

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 0.75 0.25 3 0.0728 0.43 4.91

Error 12 1 0.083

Total 15 1.75
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 6 4 3

A 6 4 2

A 6 4 4

A 5.5 4 1

Semana 11

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 1.688 0.563 9 0.0021 0.69 4.04

Error 12 0.75 0.063

Total 15 2.438
corregido

87
tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 6.75 4 2

B 6 4 1

B 6 4 3

B 6 4 4

Semana 12

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 2.688 0.896 14.33 0.0003 0.78 3.96

Error 12 0.75 0.063

Total 15 3.438
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 7 4 2

B 6.25 4 1

B 6 4 3

B 6 4 4

Semana 13

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 1.5 0.5 4 0.0346 0.5 5.66

Error 12 1.5 0.125

Total 15 3
corregido

88
tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 6.75 4 2

BA 6.25 4 4

B 6 4 1

B 6 4 3

Semana 14

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 1.5 0.5 4 0.0346 0.5 5.66

Error 12 1.5 0.125

Total 15 3
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 6.75 4 2

BA 6.25 4 4

B 6 4 1

B 6 4 3

89
Anexo 4. Anava y prueba de estudentizado de Tukey para Área foliar de Allium
cepa en diferentes tratamientos de lámina de Riego durante todo el ciclo del
cultivo.

Semana 1

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 0.179 0.060 1.24 0.3395 0.24 29.45

Error 12 0.581 0.048

Total 15 0.760
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 0.865 4 4

A 0.8075 4 1

A 0.7325 4 3

A 0.5825 4 2

90
Semana 2

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 13.816 4.605 2.81 0.0845 0.41 26.82

Error 12 19.655 1.638

Total 15 33.47
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 4.1525 4 3

A 2.9675 4 2

A 2.01 4 3

A 1.8050 4 4

Semana 3

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 28.503 9.5 3.27 0.0592 0.45 21.74

Error 34.905 2.91

Total 63.408
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 5.798 4 2

BA 4.57 4 1

BA 3.868 4 3

B 2.108 4 4

91
Semana 4

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 41.88 13.96 4.51 0.0244 0.53 33.15

Error 12 37.149 3.096

Total 15 79.029
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 7.283 4 2

BA 5.985 4 1

BA 5.123 4 3

B 2.843 4 4

Semana 5

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 114.44 38.147 9.05 0.0021 0.69 23.29

Error 50.558 4.213

Total 164.999
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 12.475 4 2

BA 9.82 4 3

BC 7.758 4 1

C 5.198 4 4

92
Semana 6

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 199.231 66.41 6.30 0.0082 0.61 25.87

Error 12 126.41 10.534

Total 15 325.641
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 16.95 4 2

BA 14.953 4 3

B 9.983 4 1

B 8.298 4 4

Semana 7

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 280.276 93.425 4.87 0.0193 0.55 30.74

Error 230.284 19.19

Total 510.56
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 20.158 4 2

BA 16.1 4 3

BA 11.295 4 1

B 9.453 4 4

93
Semana 8

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 295.946 98.649 4.62 0.0227 0.54 29.79

Error 256.118 21.34

Total 552.065
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 21.598 4 2

BA 17.32 4 3

BA 12.638 4 1

B 10.47 4 4

Semana 9

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 309.267 103.089 4.95 0.0183 0.55 28.96

Error 12 249.832 20.819

Total 15 559.099
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 21.963 4 2

BA 17.63 4 3

BA 12.878 4 1

B 10.56 4 4

94
Semana 10

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 303.171 101.057 4.82 0.0199 0.55 28.89

Error 251.649 20.971

Total 554.819
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 22.025 4 2

BA 17.688 4 3

BA 12.925 4 1

A 10.778 4 4

Semana 11

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 304.463 101.488 4.85 0.0196 0.55 28.60

Error 12 251.124 20.927

Total 15 555.587
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 22.108 4 2

BA 17.95 4 3

BA 13.06 4 1

B 10.865 4 4

95
Semana 12

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 303.960 101.320 4.85 0.0195 0.55 28.56

Error 250.623 20.885

Total 554.582
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 22.108 4 2

BA 17.953 4 3

BA 13.07 4 1

B 10.873 4 4

Semana 13

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 307.320 102.440 4.98 0.0180 0.56 28.37

Error 12 246.753 20.563

Total 15 554.073
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 22.13 4 2

BA 17.945 4 3

BA 12.96 4 1

B 10.575 4 4

96
Semana 14

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 307.7 102.567 5 0.0178 0.56 28.37

Error 246.38 20.532

Total 554.079
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 21.125 4 2

BA 16.925 4 3

BA 11.917 4 1

B 9.587 4 4

Anexo 5. Anava y prueba de estudentizado de Tukey para Masa seca de las hojas
de Allium cepa en diferentes tratamientos de lámina de Riego durante todo el
ciclo del cultivo.

Semana 1

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 0.0016 0.0005 1.53 0.257 0.28 25.41

Error 12 0.0042 0.0004

Total 15 0.006
corregido

97
tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 0.085 4 2

A 0.08125 4 4

A 0.6825 4 3

A 0.06 4 1

Semana 2

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 0.0749 0.0249 459.59 <.0001 0.99 9.27

Error 12 0.00065 0.000054

Total 15 0.0756
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 0.195 4 2

B 0.0625 4 1

C 0.0425 4 3

D 0.01825 4 4

Semana 3

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 0.1719 0.0573 692.05 <.0001 0.99 8.03

Error 12 0.00099 0.000082

Total 15 0.1729
corregido

98
tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 0.29 4 2

B 0.0785 4 1

C 0.058 4 3

D 0.02675 4 4

Semana 4

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 0.1809 0.0603 111.44 <.0001 0.97 13.61

Error 12 0.00649 0.00054

Total 15 0.1874
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 0.35275 4 2

B 0.1294 4 3

B 0.119 4 4

B 0.08285 4 1

Semana 5

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 0.2066 0.0688 137.09 <.0001 0.97 10.18

Error 12 0.00602 0.00050

Total 15 0.2126
corregido

99
tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 0.417 4 2

B 0.159 4 4

B 0.157 4 1

B 0.148 4 3

Semana 6

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 0.1999 0.066 80.07 <.0001 0.952 11.05

Error 12 0.00998 0.00083

Total 15 0.2098
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 0.4532 4 2

B 0.2186 4 4

B 0.1934 4 1

B 0.1794 4 3

Semana 7

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 0.7102 0.2367 161.14 <.0001 0.98 11.37

Error 12 0.0176 0.00147

Total 15 0.7278
corregido

100
tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 0.7003 4 2

B 0.2411 4 4

B 0.2231 4 1

B 0.18395 4 3

Semana 8

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 1.0707 0.357 160.55 <.0001 0.98 11.10

Error 12 0.0267 0.002

Total 15 1.097
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 0.8676 4 2

B 0.34073 4 3

CB 0.25113 4 4

C 0.2394 4 1

Semana 9

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 2.21047 0.737 347.83 <.0001 0.988 8.43

Error 12 0.0252 0.002

Total 15 2.236
corregido

101
tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 1.1775 4 2

B 0.44383 4 1

C 0.3172 4 3

C 0.2443 4 4

Semana 10

Fuente GL SC CM F-valor Pr > F R- Coef


cuadrado Var

Modelo 3 3.2756 1.091 1087.67 <.0001 0.99 4.28

Error 12 0.012 0.001

Total 15 3.287
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 1.4788 4 2

B 0.7432 4 1

C 0.371 4 3

C 0.3699 4 4

Semana 11

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 5.592 1.8641 636.05 <.0001 0.99 6.07

Error 12 0.0351 0.0029

Total 15 5.627
corregido

102
tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 1.8625 4 2

B 0.87505 4 1

C 0.43473 4 3

C 0.39515 4 4

Semana 12

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 16.891 5.63 72.01 <.0001 0.95 23.47

Error 12 0.938 0.078

Total 15 17.829
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 2.955 4 2

B 0.8273 4 1

B 0.5175 4 3

B 0.4663 4 4

Semana 13

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 10.714 3.571 141.20 <.0001 0.97 14.74

Error 12 0.304 0.025

Total 15 11.017
corregido

103
tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 2.475 4 2

B 0.8408 4 1

CB 0.5405 4 3

C 0.4603 4 4

Semana 14

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 11.804 3.935 218.66 <.0001 0.98 11.93

Error 12 0.2159 0.0179

Total 15 12.02
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 2.5925 4 2

B 0.85425 4 1

CB 0.5875 4 3

C 0.46525 4 4

104
Anexo 6. Anava y prueba de estudentizado de Tukey para Masa seca del bulbo de
Allium cepa en diferentes tratamientos de lámina de Riego durante todo el ciclo
del cultivo.

Semana 8

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 0.0127 0.0042 5.96 0.0099 0.598 38.43

Error 12 0.00852 0.00071

Total 15 0.02124
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 0.11548 4 3

BA 0.06338 4 2

BA 0.0595 4 1

B 0.03905 4 4

Semana 9

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 0.0778 0.0259 87.63 <.0001 0.96 15.21

Error 12 0.00355 0.0003

Total 15 0.08134
corregido

105
tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 0.23003 4 3

B 0.09928 4 2

CB 0.07275 4 1

C 0.0502 4 4

Semana 10

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 0.1293 0.043 51.67 <.0001 0.928 17.53

Error 12 0.01 0.0008

Total 15 0.1393
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 0.2549 4 2

A 0.25338 4 3

B 0.0898 4 1

B 0.06115 4 4

Semana 11

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 1.4152 0.4717 484.41 <.0001 0.99 9.26

Error 12 0.01168 0.00097

Total 15 1.4269
corregido

106
tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 0.83013 4 2

B 0.30845 4 3

C 0.13353 4 1

C 0.07543 4 4

Semana 12

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 5.4784 1.826 104.08 <.0001 0.96 25.61

Error 12 0.21056 0.0175

Total 15 5.689
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 1.52 4 2

B 0.31923 4 3

B 0.14033 4 1

B 0.08968 4 4

Semana 13

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 21.2336 7.0778 278.82 <.0001 0.99 18.23

Error 12 0.3046 0.0253

Total 15 21.538
corregido

107
tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 2.865 4 2

B 0.335 4 3

B 0.1524 4 4

B 0.1439 4 1

Semana 14

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 62.988 20.996 257.04 <.0001 0.98 17.57

Error 12 0.9801 0.0817

Total 15 63.968
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 5.05 4 2

B 0.6346 4 1

B 0.6165 4 3

B 0.2043 4 4

108
Anexo 7. Anava y prueba de estudentizado de Tukey para Masa fresca del bulbo
de Allium cepa en diferentes tratamientos de lámina de Riego durante todo el
ciclo del cultivo.

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 83.5208 27.8403 64.16 <.0001 0.94 24.82

Error 12 5.2073 0.43394

Total 15 88.728
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 6.5125 4 2

B 2.0025 4 3

CB 1.5150 4 1

C 0.5875 4 4

Anexo 8. Anava y prueba de estudentizado de Tukey para DPV, Ti, Pn y E de


Allium cepa en diferentes tratamientos de lámina de Riego durante todo el ciclo
del cultivo.

DPV

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 108.3463 36.115 4.86 0.0194 0.55 5.13

Error 12 89.10125 7.425

Total 15 197.4475
corregido

109
tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 57.325 4 2

BA 53.188 4 4

B 51.238 4 3

B 50.7 4 1

Ti

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 10.3092 3.4364 4.22 0.0297 0.51 2.62

Error 3 9.7731 0.8144

Total 12 20.0825
corregido

tukey Media N. Trat.


agrupami15ento

A 35.7375 4 2

BA 34.275 4 1

BA 33.9625 4 4

B 33.6375 4 3

110
Pn

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 55.65 18.55 2.75 0.0886 0.41 13.35

Error 12 80.8325 6.736

Total 15 136.4825
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 21.413 4 1

A 20.513 4 2

A 19.363 4 3

A 16.463 4 4

Fuente GL SC CM F- Pr > F R- Coef


valor cuadrado Var

Modelo 3 5.0967 1.6989 8.13 0.0032

Error 12 2.5081 0.2090

Total 15 7.6048
corregido

tukey agrupamiento Media N. Trat.

A 2.9375 4 1

B 1.9125 4 3

B 1.8750 4 2

B 1.3875 4 4

111
Anexo 9. Porcentaje de humedad final de cada sustrato para cada tratamiento de
lámina de Riego.

112