Está en la página 1de 16

Setiembre / 2014

Año 1 Volumen 3

CRIMINOLOGÍA
Actualidad
Área
Penal Criminología
Criminología

Contenido
JUAN IGNACIO ROSAS OLIVA : La criminalidad organizada y el delito de asociación
DOCTRINA PRÁCTICA 372
ilícita (delictiva): Reflexión conceptual con ocasión de la Ley N.° 30077
CONSULTA Nº 1: ¿Cuál es la ubicación de la criminología en la epistemología y cuál
384
Nos preguntan Y es la relación que existe con el Derecho penal?
CONTESTAMOS CONSULTA Nº 2: ¿Los trastornos disociativos determinan la inimputabilidad de
385
una persona?

DOCTRINA PRÁCTICA
Doctrina práctica

La criminalidad organizada y el delito de


asociación ilícita (delictiva)
Reflexión conceptual con ocasión de la Ley N.° 30077

Juan Ignacio Rosas Oliva


Centro de Estudios Penales y Penitenciarios
Universidad Mayor (Chile)

1. Introducción
SUMARIO

2. El concepto de organización criminal en la doctrina


3. Concepto de organización criminal en instrumentos supranacionales
3.1. Convención de Naciones Unidas contra el Crimen Organizado Transnacional
3.2. Decisión Marco relativa a la lucha contra la delincuencia organizada
4. Concepto de organización criminal en el Derecho comparado
5. Concepto de organización criminal en la Ley 30077 y la asociación ilícita
6. Conclusión
7. Bibliografía

1. Introducción proceso de globalización ha alcanzado tam-


Uno de los retos más importantes asumido en bién a la delincuencia–, motivando diversas
las últimas décadas por los Estados ha sido el iniciativas y/o modificaciones normativas que
combate a la denominada criminalidad orga- han pretendido aportar herramientas más
nizada. Tal desafío ha conllevado una intensa adecuadas para enfrentar dicho fenómeno
preocupación no solo en el plano interno sino criminógeno. Muestra de ello es la reciente
también en el supranacional –dado que el Ley 300077, contra el crimen organizado,

372 Instituto Pacífico Volumen 3 | Setiembre 2014


Doctrina práctica
publicada en el 20 de agosto de 2013 en el
diario Oficial El Peruano, pero que entró en RESUMEN
vigencia finalmente el 1 de julio de 2014.
En el presente trabajo, el autor realiza un
Dentro de esta nueva normativa destaca estudio comparado sobre el concepto de
especialmente la circunstancia de dotar al concepto de organización criminal, distin-
ordenamiento jurídico-penal peruano de una guiéndola de la asociación ilícita delictiva;
definición de «organización criminal» que para ello, desarrolla su evolución en la doc-
trina, así como en los diversos instrumentos
hasta entonces carecía, donde, no obstante,
internacionales. Respecto de la evolución
se encontraban en algunos tipos agravados del teórica, afirma que han existido dificultades
código penal referencias a conceptos cercanos para establecer un consenso; sin embargo, la
como, por ejemplo, agrupación criminal (art. mayoría señala que la organización criminal,
152°.8), asociación delictiva (art. 257°-A.1 es diversa a una simple asociación ilícita
para delinquir dándose una relación de es-
CP), organización ilícita (art. 318°-A letra b) y
pecie a género; puesto que aquella reuniría
organización delictiva o banda (art. 179°.7). Sin elementos constitutivos adicionales. Sobre
embargo, dichos conceptos -que precisamente los instrumentos internacionales, analiza
perseguían dar un trato punitivo específico y la Convención de Naciones Unidas contra
más severo a manifestaciones de criminalidad el Crimen Organizado Transnacional y la
Decisión Marco relativa a la lucha contra la
organizada- quedaban en la determinación de
Delincuencia organizada. Posteriormente, el
su contenido entregados completamente a la autor, comenta los diversos ordenamientos,
jurisprudencia, acarreando cierta fricción con destacando el Código Penal belga, austriaco,
el principio de legalidad, mermando con ello finlandés y boliviano, así finalmente realiza
la seguridad jurídica1. un estudio del artículo 317° del Código
Penal peruano de forma sistémica con la
De otro lado, llama la atención en dicha ley Ley N.° 30077, concluyendo con su pro-
la subsistencia del concepto de «asociación puesta de adecuación normativa, estos es,
ilícita», en virtud del cual se construye un recomienda se restringa la definición legal
de organización criminal.
tipo penal en el art. 317° CP, que a pesar
de las modificaciones que experimentó con
la Ley 30077, conserva aparentemente un CONTEXTO NORMATIVO
déficit de definición, existiendo cierto ele-
• Código Penal: Artículos 152°.8, 179°.7,
mento –concretamente la divergencia en el 257°-A.1, 318°-A.b, 317°
número mínimo de integrantes- que sugiere • Ley N° 30077 “Ley contra el Crimen Orga-
aparentemente una distinción sustancial con nizado”: Artículo 2° y 3°.
el concepto de «organización criminal».
En las líneas que siguen, se efectuará una PALABRAS CLAVE
breve revisión del concepto de organización
Organización criminal / Asociación ilícita /
Crimen organizado.
1 Una situación análoga se presentó en la legislación
española al contemplarse como agravante especial de
algunos delitos la pertenencia del autor a una organiza-
ción criminal que tenía por objeto la comisión de estos,
sin que se hubiese tampoco definido legalmente que criminal, desde el punto de vista de la doctri-
debía entenderse por tal organización. Véase en relación na, instrumentos supranacionales y derecho
al delito de tráfico de drogas: JOSHI JUBERT, Ujala, “So- comparado, para contrastarlo posteriormente
bre el concepto de organización en el delito de tráfico
de drogas en la jurisprudencia del Tribunal Supremo (A
con la definición que proporciona la Ley
propósito de la Sentencia del Tribunal Supremo de 19 30077. Al mismo tiempo, se analizará si
de enero de 1995, ponente Excmo. Sr. Bacigalupo)”, procede distinguir la organización criminal
en ADPCP 1995, pp. 657-683, quién llega a reconocer de la asociación ilícita delictiva, conforme a
hasta tres conceptos distintos de organización criminal
en la jurisprudencia del Tribunal Supremo español. la doctrina y el derecho comparado.

Volumen 3 | Setiembre 2014 Actualidad Penal 373


Actualidad

Penal Criminología
2. El concepto de organización cri- Por ello, recurrentemente, se afirma que se
minal en la doctrina trata de un concepto equívoco6, de contornos
Cabe advertir que en la doctrina, los autores imprecisos y lleno de relativismos7.
no han conseguido ponerse de acuerdo con Pese a las dificultades mencionadas en la
la hora de conceptualizar la criminalidad doctrina, hay quienes han resaltado la nece-
organizada, llegando incluso a hablarse de sidad de contar con una definición clara de
una «categorización frustrada»2. Esta situación criminalidad organizada, principalmente para
puede atribuirse a la enorme dificultad de poder medirla y combatirla8, diferenciándola
encontrar un denominador común que logre de otras manifestaciones de criminalidad.
abarcar la amplia diversidad de manifestacio-
Una de las vías planteadas para construir una
nes que, tanto en el plano histórico como en
definición de criminalidad organizada ha sido
el territorial3, suelen tildarse de criminalidad
ir en búsqueda de su origen histórico. A este
organizada, denunciándose asimismo un
respecto se impone la tesis de que el crimen
confuso empleo del término4. A esto se aña-
organizado surge en el seno de los mercados
de las distintas perspectivas desde las que se
ilícitos9. Por ello, hay quienes10 han sostenido
puede abordar la tarea de conceptualización
que encuentra su antecedente más próximo
(sociológica, criminológica, normativa, etc.)5.
en los Estados Unidos de finales de la segunda
década del siglo XX, donde con motivo de
2 ZAFFARONI, Raúl Eugenio, “Il crimine organizzato: «la ley seca» y, su consecuente, prohibición
una categorizzazione fallita”, en MOCCIA (a cura absoluta de fabricación y venta de alcohol,
di), Criminalitá organizzata e risposte ordinamentali. Tra
efficienza e garanzia, Ed. Scientifiche Italiane, Napoli,
comienzan a adoptarse formas complejas
1999, pp. 63-92. para desarrollar el comercio ilícito de dicho
3 ANARTE BORRALLO, Enrique, “Conjeturas sobre la
criminalidad organizada”, en FERRÉ OLIVE/ ANARTE
BORRALLO (Eds.) Delincuencia organizada. Aspectos 6 QUINTERO OLIVARES, Gonzalo, “La criminalidad or-
penales, procesales y criminológicos, Universidad de ganizada y la función del delito de asociación ilícita”,
Huelva/ Fundación El Monte, Huelva, 1999, p. 20. en FERRÉ OLIVE/ ANARTE (Eds.), Delincuencia organi-
González Cussac, José Luis, “Tecnocrimen”, en EL zada. Aspectos penales, procesales y criminológicos, cit.,
MISMO/CUERDA ARNAU (Dirs.), Nuevas amenazas a la p. 177, plantea que se trata de un concepto que no
Seguridad Nacional. Terrorismo, criminalidad organizada es unívoco.
y tecnologías de la información y comunicación, Tirant 7 CHOCLÁN MONTALVO, José Antonio, La organización
lo Blanch, Valencia, 2013, p. 209, sostiene en este criminal. Tratamiento penal y procesal, Dykinson, Ma-
sentido: “hablar de crimen organizado en abstracto drid, 2000, p. 7. En un sentido cercano YACOBUCCI,
resulta bastante inexacto, pues este fenómeno respon- Guillermo, “Los tipos penales relacionados con el
de a orígenes, evoluciones y localizaciones geográficas crimen organizado”, en EL MISMO (Coord.). El crimen
totalmente diferentes. También radicalmente distinta organizado. Desafíos y perspectivas en el marco de la glo-
es su forma de implantación actuación, aun en el balización, Abaco de Rodolfo Depalma, Buenos Aires,
mismo tiempo, en zonas diversas”. 2005, p. 73 señala: “es un concepto difícil de definir,
4 En particular ZÚÑIGA RODRÍGUEZ, Laura, Criminalidad e incluso complejo como para poder describirlo con
organizada y sistema de derecho penal. Contribución a la cierta precisión”.
determinación del injusto penal de organización criminal, 8 MEDINA ARIZA, Juan, “Una introducción al estudio
Comares, Granada, 2009, pp. 25-26, repara en que “el criminológico del crimen organizado” en FERRÉ
uso del término «criminalidad organizada» puede ser tan OLIVÉ/ANARTE (Eds.). Delincuencia organizada. As-
confuso como lo es «corrupción», o incluso «terrorismo», pectos penales, procesales y criminológicos, cit., p. 111;
no sólo en el lenguaje cotidiano de la utilización política ZÚÑIGA RODRÍGUEZ, Criminalidad organizada y sistema
o periodística, sino también en los supuestos más forma- de derecho penal. Contribución a la determinación del
les (y por tanto, con mayor pretensión de racionalidad) injusto penal de organización criminal, cit., p. 29.
de su aplicación por los agentes de persecución penal o 9 ZAFFARONI, “Il crimine organizzato: una categoriz-
en las propias ciencias sociales y jurídicas”. zazione fallita”, cit., p. 65; ZÚÑIGA RODRÍGUEZ,
5 ANARTE BORRALLO, “Conjeturas sobre la criminali- Criminalidad organizada y sistema de derecho penal.
dad organizada”, cit., p. 20; ZÚÑIGA RODRÍGUEZ, Contribución a la determinación del injusto penal de
Criminalidad organizada y sistema de derecho penal. organización criminal, cit., p. 36.
Contribución a la determinación del injusto penal de 10 ANARTE BORRALLO, “Conjeturas sobre la criminali-
organización criminal, cit., p. 25. dad organizada”, cit., p. 15.

374 Instituto Pacífico Volumen 3 | Setiembre 2014


Doctrina práctica
producto y de otros asociados. Pues existe Por su parte, la organización criminal requería
cierto consenso en considerar que uno de los además:
rasgos más distintivos de lo que actualmente
se entiende por criminalidad organizada es
que presenta determinadas características ¿SABÍA USTED QUE?
empresariales11.
Es factible entender que se con-
Por lo demás, mayoritariamente la doctrina12 temple que el reparto de funcio-
estima que una organización criminal es algo nes entre los miembros del grupo
diverso a una simple asociación para delinquir pueda haberse efectuado informal-
o asociación ilícita delictiva -como la con- mente, considerando que lo habi-
templada en el art. 317° CP-, presentándose tual será precisamente que dicha
entre ambas una relación de especie a género, asignación de funciones no se ajus-
pues aquella reuniría elementos constitutivos te a formalidad alguna dado que
adicionales. lo más común será que las organi-
En concreto, si la asociación ilícita delictiva zaciones criminales nazcan ilícitas;
ha de reunir como elementos constitutivos13: y de otro lado, la continuidad de
la condición de miembro debe ser
a) Pluralidad de personas que se conciertan entendida con independencia a la
para cometer delitos. continuidad de la organización.
b) Organización o estructura interna, que
conlleve la repartición de tareas o funciones d) Estar orientada a la comisión de delitos
entre los miembros de la asociación. graves, que impliquen la utilización de
c) Estabilidad y permanencia, esto es, que violencia, intimidación o corrupción en
la asociación se proyecte más allá de la sentido amplio, pudiendo estos preverse
comisión de uno o más delitos concretos. como delitos-fin o delitos medios.
e) Presentar una estructura compleja. Aunque
no se exige un modelo específico, lo ha-
11 ZÚÑIGA RODRÍGUEZ, Criminalidad organizada y sistema
bitual será que revista forma piramidal
de derecho penal. Contribución a la determinación del y jerárquica, pues ésta permite controlar
injusto penal de organización criminal, cit., p. 36. mejor la complejidad de la actividad que
12 SÁNCHEZ GARCÍA DE PAZ, Isabel, La criminalidad or- desarrollan. En el fondo asumen una
ganizada. Aspectos penales, procesales, administrativos y estructura similar a las de las empresas
policiales, Dykinson, Madrid, 2005, pp. 27-29; ZÚÑI-
GA RODRÍGUEZ, Criminalidad organizada y sistema comerciales, trabajando con criterios
de derecho penal. Contribución a la determinación económicos, como son la planificación,
del injusto penal de organización criminal, cit., p. división del trabajo racional y buscar la
36-37. En contra, afirmando que habría una iden-
tificación de ambos conceptos, FARALDO CABANA,
eficacia para la maximización del bene-
Patricia, Asociaciones ilícitas y organizaciones criminales ficio.
en el Código penal español, Tirant lo blanch, Valencia, f) Perseguir lucro o beneficio económico como
2012, pp. 99 y ss.; quien se funda en la particular
regulación que hoy contempla la legislación española objetivo principal, o bien poder.
que prevé paralelamente, sin mayores diferencias En síntesis, en la doctrina se concibe la or-
sustanciales, una figura de asociación para delinquir ganización criminal como «una organización
y otra de organización criminal, las que más adelante
comentaremos. [compleja] de personas con la finalidad de co-
13 Cfr. SÁNCHEZ GARCÍA DE PAZ, La criminalidad or- meter delitos de elevada desvalorización social y
ganizada. Aspectos penales, procesales, administrativos claro contenido económico14».
y policiales, cit., pp. 39-41 y ZÚÑIGA RODRÍGUEZ,
Criminalidad organizada y sistema de derecho penal.
Contribución a la determinación del injusto penal de 14 CASTALDO, Andrea, “Una introducción al problema”,
organización criminal, cit., pp. 127-149. en: YACOBUCCI, (coord.) El crimen organizado. Desa-

Volumen 3 | Setiembre 2014 Actualidad Penal 375


Actualidad

Penal Criminología
3. Concepto de organización crimi- sonas, que exista cierto tiempo y que actúe
nal en instrumentos supranacio- concertadamente con el propósito de cometer
nales uno o más delitos graves o delitos tipificados
con arreglo a la presente convención con
La incidencia que alcanzaron las organiza-
miras a obtener directa o indirectamente
ciones criminales en el plano transnacional,
un beneficio económico u otro beneficio de
en tanto estas comenzaron a operar en el
orden material».
territorio de varios estados a la vez, impulsó
a que organismos internacionales abordarán
directamente la criminalidad organizada en IMPORTANTE
instrumentos supranacionales, de manera
que se pudieren adoptar estrategias globales La incidencia que alcanzaron las or-
para su represión. Destacan dentro de estos ganizaciones criminales en el plano
instrumentos supranacionales especialmente transnacional, en tanto estas co-
la Convención de Naciones Unidas contra el menzaron a operar en el territorio
Crimen Organizado Transnacional y la Deci- de varios Estados a la vez, impulsó
sión Marco del Consejo de la Unión Europea a que organismos internacionales
relativa a la lucha contra la Delincuencia abordarán directamente la crimi-
Organizada. nalidad organizada en instrumen-
tos supranacionales; de manera de
3.1. Convención de Naciones Unidas con- que se pudieren adoptar estrate-
tra el Crimen Organizado Transnacio- gias globales para su represión.
nal
A partir de la Declaración Política y el Plan
Mundial de Acción de Napóles contra la La letra c) del mismo art. 2° establece que se
Delincuencia Transnacional Organizada de entenderá por grupo estructurado «un grupo
1994, aprobados por la Asamblea General no formado fortuitamente para la comisión
de Naciones Unidas el 23 de diciembre de inmediata de un delito y en el que no nece-
1994, comenzó a gestarse la elaboración de sariamente se haya asignado a sus miembros
una Convención de Naciones Unidas contra funciones formalmente definidas ni haya
el Crimen Organizado Transnacional, la cual continuidad en la condición de miembro o
finalmente se materializó por aprobación de exista una estructura desarrollada».
la misma Asamblea General en diciembre de Quedan entonces recogidos en la definición
2000 en la ciudad de Palermo, con ocasión de grupo delictivo organizado prevista en esta
de la cumbre del Milenio15. Convención los elementos específicos señala-
En la letra a) del art. 2° de esta convención dos por la doctrina a la hora de conceptualizar
se define grupo delictivo organizado, como la organización criminal, incluida la perse-
«un grupo estructurado de tres o más per- cución de un beneficio económico. Si bien
puede resultar perturbador que se contemple
la posibilidad de que en el grupo no se haya
fíos y perspectivas en el marco de la globalización, cit., asignado a sus miembros funciones formalmente
p. 271. Añado el término complejo a la definición definidas ni haya continuidad en la condición
de éste autor citado, para incluir una característica de miembro, aquella referencia no debe ser
mencionada por otros autores. interpretada como un desconocimiento o
15 Véase más detalles de la génesis de esta Convención
en ZÚÑIGA RODRÍGUEZ, Criminalidad organizada y
matización de los elementos de organización
sistema de derecho penal. Contribución a la determi- interna compleja –con la consiguiente repar-
nación del injusto penal de organización criminal, cit., tición de funciones entre los miembros- o
pp. 48-49 y FARALDO CABANA, Asociaciones ilícitas de la estabilidad y permanencia. Es factible
y organizaciones criminales en el Código penal español,
cit., pp. 37-38 (nota 23) entender que se contemple que el reparto de

376 Instituto Pacífico Volumen 3 | Setiembre 2014


Doctrina práctica
funciones entre los miembros del grupo pueda de cometer delitos sancionables con una pena
haberse efectuado informalmente, conside- privativa de libertad, o de una medida de segu-
rando que lo habitual será precisamente que ridad privativa de libertad de un máximo de al
dicha asignación de funciones no se ajuste a menos cuatro años o con penas más severas, con
formalidad alguna, dado que lo más común el objetivo de obtener directa o indirectamente
será que las organizaciones criminales nazcan algún beneficio económico u otro beneficio de
ilícitas; y de otro lado, la continuidad de la orden material».
condición de miembro debe ser entendida
Por su parte, el n° 2 del mismo art. 1°, esta-
con independencia a la continuidad de la or-
blece que por asociación estructurada debe
ganización, por lo que la falta de continuidad
entenderse «la organización no formada fortui-
de la condición de un miembro concreto no
tamente para la comisión inmediata de un delito
afectará la estabilidad y permanencia de or-
ni que necesite haber asignado a sus miembros
ganización, en cuanto sea otros miembros los
funciones formalmente definidas, continuidad en
que asuman las funciones que informalmente
la condición de miembro, o exista una estructura
se le asignaron a aquél16.
desarrollada».
De otro lado, en la letra b) del mismo art.
En definitiva, esta Decisión Marco se ha ceñido
2°, se establece: «se entenderá como delitos
en su definición de organización delictiva a
graves para los efectos de la definición de gru-
la definición de grupo delictivo organizado
po delictivo organizado, toda conducta punible
contenido en la Convención de Naciones
con una pena privativa de libertad máxima de
Unida antes revisada, por lo que son aplica-
al menos 4 años o con una pena más grave».
bles los comentarios efectuados respecto a
Dado que mayoritariamente los códigos
ésta última.
penales prevén penas de prisión superiores a
4 años para delitos que conllevan violencia,
intimidación o corrupción, también se esta- 4. Concepto de organización crimi-
ría ajustando en este punto la Convención nal en el Derecho comparado
a la concepción doctrinaria de organización En el derecho comparado pueden encontrarse
criminal. tipos penales que sancionan en específico la
participación en organizaciones criminales,
3.2. Decisión Marco relativa a la lucha conceptualizándola o indicando sus caracte-
contra la Delincuencia Organizada rísticas esenciales.
En el ámbito de la Unión Europea la delin- Uno de los primeros países que contempló
cuencia organizada fue abordada inicialmente un tipo penal en tales términos fue el código
por una Acción común17, pero ésta fue pos- penal suizo, figura que surgió como resultado
teriormente sustituida por la Decisión Marco de una larga discusión relativa a la convenien-
2008/841/JAI, de 24 de Octubre, relativa a la cia de establecer una figura que sancionara la
lucha contra la Delincuencia Organizada, por delincuencia asociativa18.
lo que se revisará sólo esta última.
En concreto, en el parágrafo 260° ter del
La Decisión Marco en el n° 1 de su art. 1°, Código penal helvético se sanciona «a quie-
define organización delictiva, como una nes participan en una asociación que mantiene
«asociación estructurada de más de dos personas,
establecida durante un cierto periodo de tiempo
y que actúa de manera concertada con el fin 18 Ha de destacarse que hasta entonces el CP suizo ni
siquiera había contemplado una figura símil a la aso-
ciación ilícita. Véase referencias en STRATENWERTH,
16 FARALDO CABANA, Asociaciones ilícitas y organizacio- Günter/BOMMER, Felix, Schweizerisches Strafrecht.
nes criminales en el Código penal español, cit., p. 39. Besonderer Teil II: Straftaten gegen Gemeininteressen,
17 Acción común 98/733/JAI, de 21 de diciembre de 6ª ed., Stämpfli Verlag AG, Bern, 2008, marg.18, p.
1998. 232.

Volumen 3 | Setiembre 2014 Actualidad Penal 377


Actualidad

Penal Criminología
en secreto su estructura interna y composición tituye el objeto de la organización se delimita
personal y persigue el fin de cometer crímenes con una pena mínima y no una pena máxima,
violentos y enriquecerse mediante términos que es en éste caso de tres años de prisión.
criminales».
Un tercer caso, que sigue la misma línea de
Claramente se aprecia que este tipo penal re- la legislación belga, el Código penal austria-
coge tanto el requisito de que la organización co, pues contempla un tipo penal específico
debe perseguir un beneficio económico como de organización criminal en el §278a, luego
el de que persiga la comisión de delitos violen- de una figura clásica de asociación criminal.
tos, entendidos como delitos graves. Llama la Conforme a éste precepto se considera orga-
atención que prevea como requisito el que se nización criminal «una asociación de estructura
mantenga en secreto la estructura interna de similar a la de una empresa, concertada para
la organización como la composición personal permanecer un tiempo considerable y compuesta
de la misma. El secretismo es reconocido por por un número elevado de personas21, requirién-
un sector de la doctrina como característica dose además la concurrencia de alguna de las
contingente de la criminalidad organizada19, siguientes circunstancias:
siendo esencial en una manifestación especí- 1 que se halle orientada a la comisión de delitos
fica de ésta que es la mafia20. De otro lado, particularmente graves que amenacen la vida, la
no se exige expresamente un número mínimo integridad física, la libertad o propiedad, o cons-
de miembros; se delimita el objeto criminal tituyan actos delictivos graves en el ámbito de la
explotación sexual de las personas, el contrabando
a delitos violentos, sin tomar de referencia
o el tráfico ilícito de armas, materiales nucleares
una pena mínima con la cual la comisión de y sustancias radiactivas, desechos peligrosos,
éstos puede ser sancionada y que se persiga estupefacientes o la falsificación de dinero.
obtener un beneficio económico utilizando 2. que mediante ello persigan un enorme enriqueci-
medios criminales. miento o una importante influencia en la política
o la economía; y
Un segundo caso de tipificación específica
3. que busque corromper a los otros o intimidarlos o
puede encontrarse en el código penal belga,
de modo particular blindarse contra las medidas
que en el año 1999 -entendiendo que su de persecución penal».
figura clásica de asociación de malhechores
La definición de organización criminal con-
era insuficiente-, incorporó adicionalmente
templada en éste tipo penal sin duda es la
en el art. 324° bis una figura de organiza-
más completa de las previstas en el derecho
ción criminal. En este precepto se define la
comparado, reconociendo prácticamente la
organización criminal como «toda asociación
totalidad de los elementos constitutivos re-
estructurada de más de dos personas establecida
conocidos por la doctrina. Destaca particular-
en el tiempo para cometer de modo concertado
mente la precisión al momento de establece el
delitos castigados con pena de prisión de tres
requisito de organización compleja, exigiendo
años o una más severa, pretendiendo directa
que se integre por un elevado número de
o indirectamente obtener con ello beneficios
personas y que adopte una estructura similar
patrimoniales».
a una empresa (comercial).
A diferencia de lo que ocurren en los instru-
Otra legislación que contempla un tipo es-
mentos supranacionales revisados, en ésta
pecífico es la finlandesa. Al igual que el caso
regulación la gravedad de los delitos que cons-
suizo, tampoco se contemplaba una figura

19 ZÚÑIGA RODRÍGUEZ, Criminalidad organizada y sistema


de derecho penal. Contribución a la determinación del 21 En la doctrina austriaca, se indica que debe integrarse
injusto penal de organización criminal, cit., pp. 142-143. por al menos 10 personas. Véase PLÖCHL, Franz, “§§
20 Precisamente en el tipo específico de asociación 278a”, en: HÖPFEL/RATZ(coord.), Wienner Kommentar
mafiosa que prevé el CP italiano en su art. 416 bis, zum Strafgesetztbuch, 2.ª ed., Manzchen, 2009, rz 7,
se alude a la ley del silencio u omertá. p. 54.

378 Instituto Pacífico Volumen 3 | Setiembre 2014


Doctrina práctica
asociativa antes de la incorporación de una pues se aparta de la conceptualización que de
figura de organización criminal, el año 2003. ésta ha hecho la doctrina y los instrumentos
Concretamente en la sección primera A, del supranacionales, al no requerir que se persiga
capítulo 17 del Código Penal finlandés se la comisión de delitos graves y/o violentos.
define grupo delictivo organizado como «una
asociación estructurada formada por un mínimo
de tres personas que se concierta para cometer J. L. GONZALES CUSSAC dice:
los delitos previstos en el apartado primero, de-
litos que prevén como pena máxima a lo menos
cuatro años de prisión o algunos delitos previstos

(...) hablar de
crimen organizado
en la sección relativa a crímenes de guerra o de en abstracto resul-
lesa humanidad». ta bastante inexac-
Claramente este tipo penal constituye una to, pues este fenó-
transposición de la Decisión Marco 2008/841/ meno responde a
JAI al Código Penal finlandés, por lo que no orígenes, evolucio-
nes y localizacio-
merece mayores comentarios.
nes geográficas totalmente diferen-
Finalmente en el ámbito europeo es ilustrativo tes. También radicalmente distinta es
revisar el supuesto tipo específico de organi- su forma de implantación actuación,
zación criminal que contempla actualmente aun en el mismo tiempo, en zonas
la legislación española. Sin perjuicio de que el diversas .”
Código Penal español vigente mantiene una
figura de asociación ilícita para delinquir en el De otro lado, no se exige tampoco que la
n° 1 del art. 515°22, el año 2010, mediante organización persiga directa o indirectamente
la Ley Orgánica 5/2010, incorporó un tipo la obtención de un beneficio económico o de
penal de organización criminal, en un nuevo poder, por lo que en realidad no sería más que
art 570° bis. Este establece en el inciso 2° una simple asociación ilícita delictiva la que
de su apartado primero que para los efectos vendría a contemplar esta figura, difícil de
de dicho código se entiende por organización distinguir de la prevista en el art. 515° N° 1,
criminal «la agrupación formada por más de que curiosamente, como se ha dicho, se man-
dos personas con carácter estable o por tiempo tuvo tras la incorporación del art. 570° bis.
indefinido que de manera concertada y coordi-
nada se reparten diversas tareas o funciones con Pero además, junto a la figura de organiza-
el fin de cometer delitos, así como llevar a cabo ción criminal mencionada, aquella reforma
la perpetración reiterada de faltas». incorporó al código penal español otra figura
asociativa denominada grupo criminal en el
En la medida que el precepto citado admite artículo 570 ter, que se define de forma ne-
la posibilidad de que la agrupación pueda gativa respecto a la organización criminal en
tener como fin la comisión de cualquier delito el sentido que se entiende como tal «la unión
e incluso meras faltas, es procedente estimar de más de dos personas que, sin reunir alguna o
que en realidad no se contempla una figura algunas de las características de la organización
de organización criminal en sentido estricto, criminal definida en el artículo anterior, tenga por
finalidad o por objeto la perpetración concertada
22 Art. 515°. Son punibles las asociaciones ilícitas, de delitos o la comisión concertada y reiterada
teniendo tal consideración: de faltas».
1° Las que tengan por objeto cometer algún delito o,
después de constituidas, promuevan su comisión, Al parecer los requisitos qué podrían faltar son
así como las que tengan por objeto cometer o pro- el requisito de la permanencia en el tiempo
mover la comisión de faltas de forma organizada, o la distribución de tareas. Pues bien, dado
coordinada y reiterada.

Volumen 3 | Setiembre 2014 Actualidad Penal 379


Actualidad

Penal Criminología
que estos elementos, como he indicado, son como son generalmente los delitos contra la
esenciales para el concepto de asociación propiedad intelectual, con lo que admite la
delictiva, la nueva figura de grupo criminal posibilidad que se consideren organización
ha sido sumamente criticada, en tanto no criminal, como ocurría también en el caso
permite una diferenciación clara con la simple español, simple asociaciones ilícitas delicti-
codelincuencia. vas, no previéndose tampoco como requisito
el que se pretenda la obtención directa o
indirecta de un beneficio económico o poder.
ANDREA CASTALDO dice:
5. Concepto de organización crimi-
“[La organización nal en la ley 30077 y la asociación
criminal es] una ilícita
organización Cómo se ha anunciado desde un comienzo, la
[compleja] de per- nueva ley 30007, sobre crimen organizado,
sonas con la finali-
contempla un concepto de organización cri-
dad de cometer
minal. En su art. 2°, en este sentido establece
delitos de elevada
que se considera tal «cualquier agrupación de
desvalorización so-
tres o más personas que se reparten diversas
cial y claro contenido económico. ” tareas o funciones, cualquiera sea su estructura
y ámbito de acción, que, con carácter estable o
Para concluir la revisión de derecho compa- por tiempo indefinido, se crea, existe o funciona,
rado, en un ámbito más cercano, en Latino- inequívoca y directamente, de manera concer-
américa, el Código Penal boliviano también tada y coordinada, con la finalidad de cometer
prevé una figura específica de participación uno o más delitos graves señalados en el artículo
en organización criminal. Concretamente en 323 de la presente Ley».
su artículo 132° bis, tras tipificar una figura
de asociación delictiva en el artículo 132°,
se sanciona a «el que formare parte de una 23 Artículo 3. Delitos comprendidos
La presente Ley es aplicable a los siguientes delitos:
asociación de tres o más personas organizada de 1. Homicidio calificado-asesinato, de conformidad con
manera permanente, bajo reglas de disciplina o el artículo 108 del Código Penal.
control, destinada a cometer los siguientes deli- 2. Secuestro, tipificado en el artículo 152 del Código
tos: genocidio, destrucción o deterioro de bienes Penal.
3. Trata de personas, tipificado en el artículo 153 del
del Estado y la riqueza nacional, sustracción de un Código Penal.
menor o incapaz, privación de libertad, vejaciones 4. Violación del secreto de las comunicaciones, en la
y torturas, secuestro, legitimación de ganancias modalidad delictiva tipificada en el artículo 162 del
Código Penal.
ilícitas, fabricación o tráfico ilícito de sustancias
5. Delitos contra el patrimonio, en las modalidades
controladas, delitos ambientales previstos en delictivas tipificadas en los artículos 186, 189,195,
leyes especiales, delitos contra la propiedad 196-A y 197 del Código Penal.
intelectual, o se aproveche de estructuras, comer- 6. Pornografía infantil, tipificado en el artículo 183- A
del Código Penal.
ciales o de negocios, para cometer tales delitos». 7. Extorsión, tipificado en el artículo 200 del Código Penal.
Puede apreciarse que se prevé una amplia 8. Usurpación, en las modalidades delictivas tipificadas
en los artículos 202 y 204 del Código Penal.
gama de delitos que pueden constituir el 9. Delitos informáticos, en las modalidades delictivas tipifi-
objeto de la organización criminal, siendo cadas en los artículos 207-B y 207-C del Código Penal.
muchos de ellos efectivamente graves, en 10. Delito contra la propiedad industrial, tipificado en el
cuanto compreden el uso de violencia como artículo 222 del Código Penal.
11. Delitos monetarios, en las modalidades delictivas tipifi-
el genocidio, la tortura o el secuestro. Sin em- cadas en los artículos 252, 253 y 254 del Código Penal.
bargo, se incluyen también delitos de bagatela 12. Tenencia, fabricación, tráfico ilícito de armas, mu-
niciones y explosivos y demás delitos tipificados en

380 Instituto Pacífico Volumen 3 | Setiembre 2014


Doctrina práctica
Por otro lado, el mismo precepto, aclara en además tampoco se requiere expresamente
un segundo apartado: que se persiga la obtención de un beneficio
«2. La intervención de los integrantes de una organiza- económico o poder.
ción criminal, personas vinculadas a ella o que actúan
por encargo de la misma puede ser temporal, ocasional
En tanto el art. 317° CP, reformado por la ley,
o aislada, debiendo orientarse a la consecución de los establece actualmente:
objetivos de la organización criminal». «Asociación ilícita. El que constituya, promueva o inte-
Al contrastar este concepto de organización gre una organización de dos o más personas destinada
a cometer delitos será reprimido con pena privativa de
criminal incorporado en la legislación peruana libertad no menor de tres ni mayor de seis años…».
con el que hemos visto que ha elaborado la
doctrina y recogido en la normativa supra- En definitiva, la asociación ilícita se concibe
nacional y el derecho comparado, puede de acuerdo a la nueva normativa en términos
advertirse que aunque se aproximan bastante próximos al concepto de asociación ilícita
no se identifican. No obstante se exigen los delictiva o asociación para delinquir previs-
requisitos propios de la asociación para de- to en la doctrina y el derecho comparado,
linquir -como son: pluralidad de miembros, pudiendo distinguirse de la organización
organización o estructura interna que contem- criminal, dado que no se exige que tenga por
ple la distribución de tareas o funciones entre objeto la comisión de delitos graves ni que
sus miembros y carácter estable o permanente se persiga la obtención de lucro o poder. Y
del colectivo-, no se requiere que se tenga aunque falte referencia expresa al requisito
por objeto necesariamente la comisión de de estabilidad y permanencia, ello puede
delitos graves violentos, ya que pueden ser- suplirse entendiendo que la exigencia de
lo, entre otros, delitos informáticos y algún que se constituya, promueva o integre una
delito contra la propiedad industrial. Pero «organización», no sólo alude a la necesidad
de que presente cierta estructura interna,
sino también incluye tales requisitos, lo que
los artículos 279, 279-A, 279-B, 279-C y 279-D del
Código Penal. podría fundarse en la evolución histórica que
13. Delitos contra la salud pública, en las modalidades ha tenido su tipificación24.
delictivas tipificadas en los artículos 294-A y 294- B
del Código Penal.
14. Tráfico ilícito de drogas, en sus diversas modalidades 6. Conclusión
previstas en la Sección 11 del Capítulo 111 del Título Queda de manifiesto con la revisión efectuada
XII del Libro Segundo del Código Penal.
15. Delito de tráfico ilícito de migrantes, en las modali- precedentemente que el concepto de crimina-
dades delictivas tipificadas en los artículos 303-A y lidad organizada en la doctrina, normativa su-
303-B del Código Penal. pranacional y derecho comparado se concibe
16. Delitos ambientales, en las modalidades delictivas con un carácter más restrictivo que el propio
tipificadas en los artículos 310-A, 310- B y 31 O-C
del Código Penal. de la asociación ilícita delictiva.
17. Delito de marcaje o reglaje, previsto en el artículo
Si bien en la actual regulación que contem-
317-A del Código Penal.
18. Genocidio, desaparición forzada y tortura, tipificados pla el ordenamiento jurídico-penal peruano
en los artículos 319, 320 y 321 del Código Penal, puede apreciarse en cierto modo tal distin-
respectivamente. ción, dado que la definición de criminalidad
19. Delitos contra la administración pública, en las moda-
lidades delictivas tipificadas en los artículos 382, 383,
384, 387, 393, 393-A, 394, 395, 396, 397, 397-A, 24 En la redacción originaria del CP de 1991 esta figura
398, 399, 400 y 401 del Código Penal. llevaba el nomen iuris «agrupación ilícita», sancionán-
20. Delito de falsificación de documentos, tipificado en dose “al que forma parte de una agrupación de dos o
el primer párrafo del artículo 427 del Código Penal. más personas destinada a cometer delitos”, por lo que al
21. Lavado de activos, en las modalidades delictivas tipi- sustituirse luego ese término por el de organización,
ficadas en los artículos 1, 2, 3, 4, 5 y 6 del Decreto puede interpretarse que se pretendió precisamente
Legislativo 1106, Decreto Legislativo de lucha eficaz exigir dichas notas de estabilidad y permanencia al
contra el lavado de activos y otros delitos relacionados colectivo, que no sería predicable de una simple
a la minería ilegal y crimen organizado. agrupación.

Volumen 3 | Setiembre 2014 Actualidad Penal 381


Actualidad

Penal Criminología
organizada incorporada por la Ley 30077 es Faraldo Cabana, Patricia, Asociaciones
diferenciable al menos mínimamente a la ilícitas y organizaciones criminales en el
que se deriva de la figura del art. 317° en el Código penal español, Tirant lo blanch,
Código penal, por permitir esta última figura Valencia, 2012.
que la organización este integrada sólo por González Cussac, José Luis, “Tecnocrimen”,
dos personas y pueda tener por objeto la en El Mismo/Cuerda Arnau (Dirs.),
comisión de cualquier delito, aquella defi- Nuevas amenazas a la Seguridad Nacional.
nición no se ajusta del todo al previsto en la Terrorismo, criminalidad organizada y tec-
doctrina, normativa supranacional y derecho nologías de la información y comunicación,
comparado. Tirant lo Blanch, Valencia, 2013.
Joshi Jubert, Ujala, “Sobre el concepto de
CONCLUSIÓN MÁS IMPORTANTE organización en el delito de tráfico de
drogas en la jurisprudencia del Tribunal
El concepto de criminalidad orga- Supremo (A propósito de la Sentencia
nizada en la doctrina, normativa del Tribunal Supremo de 19 de enero
supranacional y derecho compara- 1995, ponente Excmo. Sr. Bacigalupo)”,
do se concibe con un carácter más en ADPCP 1995.
restrictivo que el propio de la aso- Medina Ariza, Juan, “Una introducción
ciación ilícita delictiva. al estudio criminológico del crimen
organizado” en Ferré Olive/ Anarte
Por ello humildemente recomiendo que en el Borrallo (Eds.) Delincuencia organizada.
futuro se efectúe la respectiva adecuación, res- Aspectos penales, procesales y criminológi-
tringiendo la definición legal de organización cos, Universidad de Huelva/ Fundación El
criminal de manera de solo incluir aquellas Monte, Huelva, 1999.
organizaciones que tiene por objeto la comi- Plöchl, Franz, “§§274-278d”, en HÖPFEL/
sión de delitos violentos graves, tenga una RATZ (Coord.), Wienner Kommentar zum
estructura compleja similar al de una empresa Strafgesetztbuch, 2ª ed., Manzchen, 2009.
y persiga con su actividad delictiva la obtención Quintero Olivares, Gonzalo, “La crimina-
de un beneficio económico o de poder. lidad organizada y la función del delito
de asociación ilícita”, en Ferré Olive/
7. Bibliografía Anarte Borrallo (Eds.) Delincuencia
Anarte Borrallo, Enrique, “Conjeturas organizada. Aspectos penales, procesales
sobre la criminalidad organizada”, en y criminológicos, Universidad de Huelva/
Ferré Olive/ Anarte Borrallo (eds.) Fundación El Monte, Huelva, 1999.
Delincuencia organizada. Aspectos penales, Sánchez García de Paz, Isabel, La crimina-
procesales y criminológicos, Universidad lidad organizada. Aspectos penales, procesa-
de Huelva/Fundación El Monte, Huelva, les, administrativos y policiales, Dykinson,
1999. Madrid, 2005.
Castaldo, Andrea, “Una introducción al Stratenwerth, Günter/Bommer, Felix,
problema”, en Yacobucci, (Coord.) El Schweizerisches Strafrecht. Besonderer Teil
crimen organizado. Desafíos y perspectivas II: Straftaten gegen Gemeininteressen, 6ª
en el marco de la globalización, Abaco de ed., Stämpfli Verlag AG, Bern, 2008.
Rodolfo Depalma, Buenos Aires, 2005. Yacobucci, Guillermo, “Los tipos penales
Choclán Montalvo, José Antonio, La relacionados con el crimen organizado”,
organización criminal. Tratamiento penal y en El Mismo (Coord.) El crimen organiza-
procesal, Dykinson, Madrid, 2000. do. Desafíos y perspectivas en el marco de la

382 Instituto Pacífico Volumen 3 | Setiembre 2014


Doctrina práctica
globalización, Abaco de Rodolfo Depalma, efficienza e garanzia, Ed. Scientifiche
Buenos Aires, 2005. Italiane, Napoli, 1999.
Zúñiga Rodríguez, Laura, Criminalidad
Zaffaroni, Raúl Eugenio, “Il crimine organizada y sistema de derecho penal.
organizzato: una categorizzazione falli- Contribución a la determinación del injusto
ta”, en Moccia (a cura di), Criminalitá penal de organización criminal, Comares,
organizzata e risposte ordinamentali. Tra Granada, 2009.

Volumen 3 | Setiembre 2014 Actualidad Penal 383


Actualidad

Penal Criminología

NOS PREGUNTAN Y CONTESTAMOS


Nos preguntan y contestamos

Contenido
CONSULTA n° 1
¿Cuál es la ubicación de la criminología en la epistemología y cuál es la relación que existe
con el Derecho penal?
CONSULTA n° 2 ¿Los trastornos disociativos pueden o no incidir en la actividad delictiva de una persona?

CONSULTA N° 1
¿Cuál es la ubicación la criminología en la epistemología y cuál es la
relación que existe con el Derecho penal?

La criminología es una ciencia la cual aporta Asimismo, la criminología es una ciencia cau-
una información válida, fiable y contrastada sal-explicativa, empírica e interdisciplinaria,
sobre el problema criminal, información cruzada por ciencias distintas y fundamental-
obtenida gracias a su método empírico que mente por la biología criminal (antropología y
descansa en el análisis y observación de la psicología criminal), y la sociología criminal2.
realidad. En consecuencia, la cientificidad de
Por otro lado, como consecuencia del empleo
la criminología significa que esta disciplina,
del método empírico, se diferencia del Dere-
por el método que utiliza, está en condicio-
cho penal en tanto que este último tiene por
nes de ofrecer una información viable y fiable
objeto de estudio a la norma jurídica desde
sobre el complejo problema del crimen,
insertando los numerosos datos obtenidos la perspectiva del deber ser.3
del examen de este, en un marco teórico
definido.1 2 BARATTA, Alessandro, Criminología crítica y critica del
Derecho penal introducción a la sociología jurídico- pe-
nal, traducción de Álvaro Búnster, Siglo XXI editores,
Buenos Aires, 2004, pp. 9 – 11.
3 GARCÍA PABLOS DE MOLINA, Antonio, Tratado de
1 SILVA, Arturo, Criminología y conducta antisocial, edi- Criminología, 3ª edición, Tiran lo Blanch, Valencia,
torial Pax México, México D.F., 2003, pp. 3 – 7. 2003, pp. 222 – 225.

384 Instituto Pacífico Volumen 3 | Setiembre 2014


Nos preguntan y contestamos

CONSULTA Nº 2
¿Los trastornos disociativos determinan la inimputabilidad de una per-
sona?

En primer lugar, el trastorno disociativo puede trastorno mental. Se caracteriza por la


ser definido como una variedad de trastorno existencia de una misma persona de dis-
neurótico enmarcado por una alteración súbita tintas personalidades muy distintas entre
y temporal de las funciones integradoras de sí, una de las cuales adquiere prominencia
la conciencia, identidad o conducta motora en un momento determinado tapando
(ruptura de la vida mental y falta de integra- totalmente a las otras.
ción entre diversas partes de la personalidad)1. b) Amnesia psicógena disociativa: Consiste en
Ello, implica que las personas que adolecen la incapacidad para recordar información
dicho trastorno podrán estar exentas de personal importante en ausencia de causa
responsabilidad penal, en la medida que se orgánica, sobre lo que aconteció antes o
acredite que desplegaron la conducta típica después de un suceso perturbador o ante
producto de una anomalía psíquica (como lo acontecimientos precipitantes o inacep-
es el trastorno disociativo); de acuerdo con tables para el sujeto.
lo señalado por el artículo 20° inciso 1 del
c) Fuga psicógena o disociativa: Similar a la
Código Penal vigente.
anterior, añade desplazamiento de lugar
Sin embargo, si el trastorno disociativo no logra (viajes repentinos e inesperados) y cambio
hacer desaparecer totalmente la responsa- de identidad total o parcial. Durante esa
bilidad, estaremos ante un supuesto de res- “nueva vida” se pueden cometer actos
ponsabilidad restringida. En ese sentido, este delictivos y violentos. A los factores pre-
tipo de trastorno tiene particularidades, las disponentes de la amnesia psicógena debe
cuales pueden ser clasificadas de la siguiente añadirse la ingesta excesiva de alcohol.
manera2: d) Trastornos de despersonalización: Son tras-
a) Trastorno de identidad disociativo: Común- tornos sensoperceptivos, en los que la
mente llamado personalidad múltiple, persona se siente como un observador
constituye el único trastorno de perso- externo fuera del propio cuerpo, como
nalidad específico diagnosticado como en un sueño. Sin embargo, es importante
conocer que en estos casos el sentido de
la realidad permanece intacto.
1 OTÍN DEL CASTILLO, José, Psicología Criminal: técnicas
aplicadas de intervención e investigación policial, Lex Fundamento legal:
Nova, Valladolid, 2009, pp. 46 – 62.
Código Penal. Art. 20° inc. 1 y 21°.
2 OTÍN DEL CASTILLO, José, Psicología Criminal: técnicas
aplicadas de intervención e investigación policial, cit.

Volumen 3 | Setiembre 2014 Actualidad Penal 385


Tulio Obregón Sevillano
EL FUNCIONARIO PÚBLICO EN EL
PROCEDIMIENTO ADMINISTRATIVO
SANCIONADOR

SOBRE LA OBRA
El procedimiento sancionador com-
prende los actos y diligencias condu-
centes a la decisión sobre la existencia
de responsabilidad administrativa
funcional e imposición de la corres-
pondiente sanción, por la comisión
de infracciones y por el desacato a
una norma administrativa. El ejercicio
de esta potestad corresponde a las
autoridades administrativas, a quie-
nes les han sido expresamente atri-
buidas por disposición legal o regla-
mentaria, sin que pueda asumirla o
delegarse en órgano distinto. Para
ello se requiere obligatoriamente
haber seguido el procedimiento legal
o reglamentario y ceñirse a las dispo-
siciones establecidas en la Ley. El libro
aborda de un modo práctico, con
comentarios y jurisprudencia, los dife-
rentes procesos administrativos san- FICHA TÉCNICA
cionadores que se efectúan en la Ad- F
Formato:
t 17 x 24 cm
ministración Pública. PRESENTACIÓN Edición de lujo
en tapa dura
DE LUJO EN Cosido y encolado
TAPA DURA Hot Melt

También podría gustarte