Está en la página 1de 4

Universidad Argentina de la Empresa

Facultad de Ciencias Jurídicas y Sociales

Instituciones de Derecho Privado I

Actividad Practica

Clase 2

Bibliografía: Capítulo VI - Las relaciones jurídicas y los derechos subjetivos del libro “Instituciones De
Derecho Civil: Parte General”. Autor: Rivera, Julio César. Edición: 3a ed. Actualizada. Publicación: Buenos
Aires: LexisNexis Abeledo Perrot, 2004.

1. Desarrolle el concepto de “Situación jurídica” y sus diferentes distinciones que la caracterizan.


2. Desarrolle el concepto de Relación Jurídica y sus elementos.
3. Conceptualice y desarrolle el concepto de Derecho Subjetivo.
4. Conceptualice y desarrolle el concepto de Interés legítimo.
5. Conceptualice y desarrolle el concepto de Derechos de incidencia colectiva.
6. ¿Como pueden ser clasificados los Derechos?
7. Explique el “Principio de la buena fe” en el ejercicio de los derechos. Clasificación (buena fe
objetivo y subjetiva) y Funciones.
8. Desarrolle la “Doctrina de los Actos Propios”.
9. Desarrolle el concepto de “Abuso del derecho” como limite al ejercicio de los derechos
subjetivos.
Respuestas:

1. Situación jurídica es un determinado modo o una determinada manera de estar las personas en la
vida social, regulado por el Derecho. Estas situaciones pueden ser unisubjetivas o plurisubjetivas. Las
unisubjetivas se refieren a la persona en si misma, o con relación a los bienes. Las plurisubjetivas se
refieren a las situaciones en las que actuan más de una persona, y dan lugar a lo que se denomina
relación juridica.

2. Relacion jurídica es el vínculo que une a dos o más personas respecto de determinados bienes o
intereses, estable y orgánicamente regulada por el Derecho, como cauce para la realización de una
función social merecedora de tutela jurídica. Sus elementos son los • Sujetos: Las relaciones jurídicas
son exclusivas entre personas, donde una es el sujeto activo titular del poder y la otra es el sujeto pasivo
obligado a cumplir su deber. Estos roles se pueden entrecruzar. Sus elementos son:

A) Las relaciones entre personas y cosas: Las cosas no están ¨en relación¨ con las personas,
sino que éstas ejercen una potestad hacia ellas.
B) Otras relaciones de sujetos pasivos determinables: Las personas tienen la obligación de
respetar y cuidar la integridad de los derechos de los demás, sino en situación contraria, se
deberá resarcir los daños ocasionados.
C) Objeto: El objeto de las relaciones de las jurídicas son los bienes o intereses de carácter
económico.
D) Causa: La causa de la relación jurídica identifica a los hechos y actos jurídicos que
producen como efecto el nacimiento de una relación jurídica.
E)Protección: Las acciones que son concedidas por el Estado para que puedan ser hechas
valer en justicia.

3. La palabra derecho puede se utilizada para identificar el derecho objetivo o derecho positivo. Esto es
el conjunto de normas emanadas de autoridad competente que tienen vigencia en un Estado en un
momento determinado. Pero la palabra derecho también puede ser utilizada en otro sentido; así, se
alude al derecho de propiedad sobre una cosa, al derecho del acreedor de reclamar el pago a su
deudor; en fin, al derecho a la vida, al honor o a la imagen. Se está aludiendo pues a la palabra derecho
como una atribución o prerrogativa que tiene el sujeto de exigir de otro o de otros una determinada
conducta. A esto se le llama derecho subjetivo.

4. El interés legítimo se trata de los supuestos en los que el individuo no pretende la satisfacción
inmediata de un interés propio, aunque mediatamente si puede beneficiarlo. Por lo que,
fundamentalmente, se trata de que una administración cumpla con el principio de legalidad de su
actuación, cuando de no cumplirla, se afectaría mediatamente un interés propio. Es una suerte de
garantía legal.

5. Los Derechos de incidencia colectiva se tratan de cuestiones que no son atinentes a una persona en
particular, sino a muchas que conforman una colectividad que puede verse afectada por la degradación
del medio ambiente, la destruccion del patrimonio cultural o la actividad de mala fe de las empresas que
ponen sus productos a disposición del público consumidor.

6. Los Derechos pueden se clasificados en:


A) Derechos absolutos y relativos: el derecho absoluto es aquel que impone a los demás una sugestión
genérica de no perturbar ni violar ese derecho. Son derechos relativos aquellos que pueden hacerse
valor ante un sujeto determinado.

B) Derechos patrimoniales y no patrimoniales: los derechos no patrimoniales actúan en relación a


intereses de orden moral, en cambio, los derechos patrimoniales son aquellos que tutelan directamente
los intereses económicos valorables en dinero.

C) Derechos transmisibles e intransmisibles: Los derechos son inalienables; no pueden ser objetos de
actos de disposición y por lo tanto no pueden ser transmitidos a terceros (derechos intransmisibles). Los
derechos patrimoniales son por regla general son derechos transmisibles, con algunas salvedades
establecidas expresamente en la ley.

D) Derechos principales y accesorios: los derechos accesorios tienen su vida vinculada a otros y se
transmiten conjuntamente con estos.

E) Derechos reales, derechos de crédito y derechos intelectuales: los derechos reales son aquellas
situaciones jurídicas unisubjetivas que reflejan el modo de estar de las personas con relación a las cosas.
Los derechos de créditos u obligaciones son las que imponen al sujeto pasivo a dar, hacer o no hacer
algo en favor al sujeto activo acreedor. Los derechos intelectuales son los que se ejercen sobre las obras
de inteligencia y de espíritu.

F) Derecho de la personalidad: Se refieren al reconocimiento y respeto de la personalidad humana y su


dignidad propia en el doble aspecto corporal y espiritual.

G) Derechos personales y familiares: Son derechos que tiene el sujeto en virtud de la posición que
ocupa en la familia. Carecen de contenido patrimonial y carecen de contenido patrimonial y también son
por regla general intrasmisibles.

• Derecho de cooperación: Son los que permiten participar en la asamblea social, emitir el voto y
controlar la gestión.

7. Obrar de buena fe implica comportarse como lo hace la gente honesta, con lealtad y rectitud. Esta
idea constituye un principio general del Derecho que como tal se proyecta en la totalidad del
ordenamiento, y por ende, en la totalidad de las relaciones jurídicas que establece el sujeto y de las
situaciones jurídicas de las que forma parte. La mayor parte de la doctrina distingue un concepto
subjetivo y un concepto objetivo de la buena fe. El concepto subjetivo importa afirmar que el sujeto
obra de buena fe cuando está persuadido de actuar legítimamente, siempre que ese convencimiento no
provenga de su propia negligencia. Este concepto de buena fe subjetiva, tiene efectos, particularmente,
en el ámbito de los derechos reales; así, el poseedor de buena fe de una cosa hace suyos los frutos que
percibe, aun cuando esa posesión no represente el ejercicio del derecho de dominio. La buena fe
objetiva tiene particular aplicación en el campo de los derechos personales, de crédito u obligaciones.
En este sentido impone el deber de obrar con lealtad y rectitud, tanto en las tra-tativas anteriores a la
celebración del contrato, cuanto en su celebración misma, en su interpretación y en su ejecución. El
principio de la buena fe cumple las siguientes funciones: — es causa de exclusión de culpabilidad de
ciertas conductas que objetivamente podrían considerarse ilícitas.
— es un elemento fundamental en la interpretación y ejecución de los contratos.
— es un límite al ejercicio de los derechos subjetivos.

8. La buena fe exige congruencia consigo mismo. De modo que puede entenderse que, bajo ciertas
circunstancias, obra prescindiendo de la buena fe, quien vuelve sobre una conducta anterior que ha
creado en la otra parte de una relación jurídica, una expectativa seria de comportamiento futuro. Esta es
la doctrina de los actos propios.

9. La doctrina del abuso del derecho, se refire al ejercicio de un derecho contra su razon de ser y en
perjuicio de un tercero. Esta idea ha nacido y se ha desarrollado como una reacción al concepto
absoluto del derecho subjetivo propio del liberallismo individualista de los códigos del siglo xix. En
principio fundamentalmente por obra de la jurisprudencia, luego sistematizada por la doctrina, y ha
encontrado más tarde recepción legislativa en numerosos países.