Está en la página 1de 6

INTERRELACIÓN ENTRE SOBERANÍA Y DESARROLLO

Desarrollo

El desarrollo consiste en la acción destinada a lograr la ampliación, vigorización y


extensión de la economía, una ampliación de las oportunidades de empleo y un
mejoramiento permanente del nivel de vida de la población.

El desarrollo consiste en un hecho moral y espiritual, así como material y práctico. El


desarrollo es global.

 No hay desarrollo verdadero en un país, si una parte de su población se desarrolla


mientras el resto permanece estancado.

Se puede asociar el desarrollo de un país a la Paz y Seguridad Social cuyos factores


de perturbación los encontraríamos, cuando se dan hechos tales como mala
distribución de la riqueza, marginalidad y corrupción. Lo que amenaza la paz es la
injusticia, el hecho de que una parte de la humanidad se vea privada de los derechos
fundamentales del hombre y tenga conciencia de ese despojo. Paz, Seguridad,
Derechos Humanos y Desarrollo hacen una unidad.

De aquí que muchos pensadores sostengan que no puede haber desarrollo sin
seguridad, ni seguridad sin desarrollo.

Según Víctor Maldonado y Gladys Martínez, en su Glosario Razonado de Términos


sobre la Seguridad, Desarrollo y Defensa, manifiestan que el "Desarrollo es un
"Conjunto de planes, programas, proyectos y acciones que se orientan a realizar
procesos creativos, así como perfeccionamientos cualitativos y cuantitativos de los
aspectos materiales e inmateriales de un país, una institución, una organización o
una familia.

En el nivel nacional, se orienta al mejoramiento de las condiciones políticas,


económicas, sociales, militares, geográficas, científicas y tecnológicas de la
comunidad.

Hay desarrollos sustentables y sostenibles, según se orienten básicamente hacia las


generaciones presentes sin perjudicar a las futuras, o básicamente orientados al
beneficio de éstas"

Soberanía

Es el poder o autoridad que posee una persona o grupo de personas con derecho a
tomar decisiones y a resolver conflictos en el seno de una jerarquía política.

El hecho de poder tomar estas decisiones implica independencia de los poderes


externos y autoridad máxima sobre los grupos internos.

El concepto de soberanía surgió cuando los europeos de los siglos XVI y XVII
empezaron a buscar fundamentos laicos sobre los que basar la autoridad de los
incipientes estados nacionales.

 En el campo de las relaciones internacionales, un Estado soberano es igual a los


demás: puede gobernar su propio territorio, declarar la guerra, o regular su estructura
política por ejemplo:
El Derecho Internacional contemporáneo y los tratados que vinculan a las naciones
han modificado, sin embargo, la libre soberanía absoluta concebida hace cuatro
siglos.

En la actualidad, la Organización de las Naciones Unidas es el principal organismo


legal que ejerce un control sobre la soberanía de forma relativa, la cual fue
establecida para mantener la paz y seguridad internacional.

En lo relativo a la autoridad que una nación ejerce sobre los ciudadanos, la soberanía
se puede encontrar en oposición directa con la expresión política. Una de las
primeras funciones del Estado es la de proveer las condiciones para su
supervivencia.

En principio, un modo de mejorar las posibilidades de supervivencia consiste en


eliminar la disensión interna, mas esto ocurre en regímenes totalitarios donde la
noción de Gobierno y Estado se confunden y alienan. No obstante, este disenso es el
resultado lógico de las políticas de los gobiernos que representan a diversos partidos
políticos y posturas. En las democracias modernas, por lo tanto, el ejercicio de la
soberanía se ve limitado en los momentos en los que la supervivencia está en juego,
como por ejemplo, en épocas de guerra.

Cabanellas, en su Diccionario Enciclopédico, comenta que la Soberanía, según Teoría


del Derecho Político, corresponde al pueblo, de quien se suponen emanan todos los
Poderes del Estado, aunque se ejerzan por representación. Frente a este concepto
meramente interno, la soberanía nacional se proyecta, en la esfera internacional,
como afirmación de independencia de cada territorio que se rige autónomamente, a
un lado influjos y presiones de las grandes potencias y de poderosos vecinos.

El problema de la soberanía y su concepto ha constituido obsesión del siglo XIX en


especial, hasta el triunfo del constitucionalismo, donde se afirma, para mayor halago
del pueblo, que la soberanía le corresponde, aunque no la ejerza directamente. Se
afirma que consecuentemente es única, indivisible, intransmisible, imprescriptible e
inviolable.

Relación entre seguridad, defensa y desarrollo

La Seguridad no es un aparataje militar, aunque puede incluirlo. La Seguridad no es la


actividad militar tradicional, aunque puede abarcarla. Seguridad es Desarrollo, y sin
Desarrollo no puede haber Seguridad. Hay, por el contrario, una permanente
inseguridad que no puede ser compensada de ninguna otra manera. Una Nación Sub-
Desarrollada no puede permanecer "Segura"; porque sus propios ciudadanos no
pueden desarrollar su naturaleza humana" lo que generalmente genera conflictos
internos en procura del fin último del Estado como es el bien común.

Concebimos la Seguridad como un aspecto continuo, al cual coadyuvan dos sub-


procesos igualmente importantes: el Desarrollo y la Defensa.

Esta concepción nace, en primer lugar, de la definición que sobre Segundad trae la
Ley Orgánica de Seguridad y Defensa, toda vez que la considera como "el grado de
garantía que, a través de acciones políticas, proporciona el Estado para la
consecución y salvaguarda de los intereses nacionales".
 En segundo lugar, si los grandes intereses nacionales se refieren al Progreso Social
y a la Supervivencia del Estado, no podemos hablar de "Seguridad y Defensa" como si
fueran actividades diferentes o paralelas, cuando, de hecho la salvaguarda de esos
intereses nacionales es tarea de la Defensa, en tanto que la consecución de los
mismos es tarea del Desarrolló.

Entendemos que las nociones, procesos y sub-procesos de Desarrollo y Defensa,


como elementos inherentes a la Seguridad, responden a una interrelación funcional
que acentúa una u otra según la naturaleza, el origen y las características de los
obstáculos que se interponen a los intereses nacionales.

Decir que existe mucha o poca seguridad en la nación, no es tan sencillo, ya que, las
necesidades en el país son muchas, complejas y de distintos niveles y que además,
hay que apreciar, al lado de ellas, los recursos de que se dispone, las actitudes y
acciones de las instituciones nacionales y las actitudes y acciones de los otros
estados.

 Hay otro aspecto que es importante, la valoración que se da a la satisfacción de


determinadas necesidades, ya que ella varía con el momento del proceso histórico
que se vive.
 En estados de poco desarrollo, la nación se sentirá segura si tiene la certidumbre de
que sus necesidades básicas' individuales pueden ser satisfechas. En la medida que
ocurra la internacionalización de las "necesidades sociales individuales, las
necesidades sociales institucionales y las necesidades sociales nacionales, el nivel
de exigencia aumentará.

Para aclarar un poco más, se identificarán cuáles son esas necesidades en Venezuela

1. Las básicas individuales de cada venezolano, son intrínsecas de todos los seres
humanos son la alimentación y el abrigo que mejor los proteja).

2. Las necesidades sociales individuales, que podemos reconocer en base a las


costumbres y creencias de nuestra cultura y primariamente, a los derechos y deberes
individuales que da la Constitución a todos los venezolanos como son, entre otros:
• El derecho a la vida.
• La libertad personal.
• La inviolabilidad del hogar doméstico.
• La inviolabilidad de las correspondencias privadas.
• El libre tránsito por todo el territorio nacional.
• La libertad de religión y de culto.
• El derecho de asociarse con fines lícitos.
• El dirigir peticiones ante cualquier autoridad.
• La libertad de conciencia y a manifestarla.
• El derecho a la educación, a la protección de la salud, al trabajo, a la propiedad, al
voto, etc.

3. Las necesidades sociales institucionales que surgen primariamente de los


derechos y deberes concedidos a las distintas instituciones, en la Constitución y
otras leyes, entre otras, a los distintos poderes del Estado:
• Legislativo,
• Ejecutivo Nacional
• Judicial, Ciudadano y Electoral; a la Fuerza Armada, a las asociaciones públicas y
privadas.

4. Las necesidades sociales nacionales, que surgen de los deberes y derechos


concedidos a la población nacional como un todo y que, básicamente, están con
sagrados en la Constitución, como son: 
• La paz.
•  La justicia social.
• La soberanía nacional.
• La estabilidad de las instituciones democráticas, etc.

Por otra parte, la Defensa Nacional está también definida en la Ley Orgánica de
Seguridad y Defensa como: "El conjunto de medidas tomadas por la nación y el
empleo de todos los medios de que dispone, a fin de asegurar, mantener y fortalecer
la Seguridad Nacional".

La Seguridad Nacional está relacionada con el grado de |    garantía que existe para
satisfacer las necesidades de la comunidad nacional; por lo tanto, la Defensa
Nacional implica las acciones de todo tipo, políticas, económicas, psicosociales y
militares que se realizan para lograr ese fin.
Es decir, la Defensa Nacional es el conjunto de acciones realizadas por la comunidad
organizada, que busca aumentar la certidumbre de satisfacer sus necesidades y tiene
que ver con cambios de actitudes, previsiones y la adopción de medidas activas y
pasivas.

Características del desarrollo

 El desarrollo se caracteriza por:


1. Una veraz visualización de los problemas
2. Una apropiada división del trabajo
3. El empleo de tecnologías adecuadas al medio y a las necesidades.
4. Una racional utilización de los recursos humanos, materiales, técnicos y
financieros disponibles.

La canalización de los recursos humanos se realiza a través de la Educación y es una


condición indispensable para alcanzar las metas políticas, sociales, económicas,
culturales y, por ende, el desarrollo de las sociedades modernas.

El progreso es esencialmente el resultado del esfuerzo humano. Se necesita el


elemento humano capacitado para movilizar el capital, exportar racionalmente los
recursos naturales, impulsar la industrialización, crear los mercados y establecer el
comercio.

El aporte de la educación al desarrollo de un país, medido por la tasa de crecimiento,


es fácilmente demostrable.

La experiencia de tantos países, que después de la Segunda Guerra Mundial lograron


reconstruir su economía en un tiempo increíblemente corto y alcanzaron niveles
superiores a los que gozaban antes de la guerra, pone de manifiesto que la riqueza
más importante de un país es el conjunto de conocimiento de sus habitantes, esto es,
el "Capital socialmente productivo".

La educación tiene, aparte de funciones sociales en el desarrollo económico, una


función humanizante de importancia capital para ese mismo desarrollo; consiste esta
función en promover la dignidad de la persona humana.

En este orden de ideas, tendríamos que considerar dentro de todo plano educativo, al
educando como futuro recurso humano, y a considerarlo en relación con el desarrollo
económico y social de los países.

En términos económicos, esto se describe como la acumulación de capital humano y


su inversión efectiva en el desarrollo de una economía.

En términos políticos, sería preparar al pueblo para una participación inteligente en


todos los procesos de la integración y de la Seguridad y Defensa Nacional.

En términos sociales, sería ayudar al pueblo a obtener una mejor vida de mayor
plenitud y contenido.

Debemos, por lo tanto, realizar una cuidadosa preparación de la próxima generación o


generación de relevo para convertirla en adultos participativos y productivos; por lo
que estamos convencidos que ningún sistema económico, ni socialmente puede
desarrollarse y progresar, en un ambiente de inestabilidad ni de inseguridad. Por lo
tanto, la preparación de esos recursos humanos para el desarrollo debe realizarse
partiendo del pasado, analizando el presente, pero con miras a sus perspectivas del
futuro.

El desarrollo constituye una aspiración legítima de la Sociedad. Los pueblos


constituidos en Nación fundamentan su felicidad en el grado de desarrollo que
pueden alcanzar, lo que significa un mayor nivel de vida de su población, una posición
destacada en el contexto internacional.

Actualmente, y durante las últimas tres (3) décadas de gobierno democrático, se han
logrado grandes adelantos caracterizados por un sistema político estable que ha
permitido un avance sostenido en la producción de bienes y servicios,
complementado con una política de sustitución de importaciones que han logrado
una reactividad del sector productivo nacional y agro-industrial, bases para el logro
de una autonomía en el proceso de desarrollo a largo plazo. En síntesis, el desarrollo
de un país implica vencer los elementos indicadores del subdesarrollo, como por
ejemplo:

a) Dependencia económica, tecnológica y financiera.


b) Industria incipiente.
c) Exportadora de materia prima del sector primario.
d) Alto volumen de P.T.B. dependiente de la venta petrolera.
e) Balanza de pagos deficitaria.
f) Servicios públicos insuficientes.
g) Alta tasa de mortalidad y natalidad.
h) Analfabetismo.
i) Bajo ingreso per-capita e injusta distribución de la
riqueza.

Y lograr, fundamentalmente, separar los lazos de dependencia que comprometen su


Soberanía ante potencias extrañas. El desarrollo, además del crecimiento económico,
conlleva un crecimiento en todos los sectores de la vida de la nación y esto
constituye uno de sus objetivos permanentes.

El crecimiento en el sector social, militar, científico, tecnológico, cultural, etc. nos va


a realizar como país, es el fundamento del bien común y sirve de base para la
independencia y autonomía soberana de los pueblos, en sus relaciones con los
demás, en el contexto de la coexistencia de las naciones.

Venezuela cuenta con recursos con los cuales pudiera ser un país desarrollado:
recurso humano con un intelecto bueno, energía hidráulica e hidroeléctrica, como la
represa "Dr. Raúl Leoni", considerada la segunda represa de energía hidroeléctrica a
nivel mundial, conocida con el nombre de "El Guri"; esto sin nombrar otras de menor
importancia que hay en el país. Se cuenta con las mayores reservas de petróleo
pesado y extrapesado a nivel mundial, con la cual se está realizando la Orimulsión; la
refinería más grande a nivel mundial como es la "Amuay-Cardón"; hay, hierro, oro,
bauxita, bellezas naturales, donde se puede desarrollar el turismo, por la diversa
geografía: selvas, llanuras, montañas, nieve, médanos y hermosas playas que nada
tienen que envidiarle a playas de renombre. ¿Qué más podemos pedir?.

Esto nos lleva a reflexionar sobre un mensaje original de José Zambrano, con fecha
16 febrero de 2000. <valeiplcatelcel.net.ve> "CLARO QUE SÍ PODEMOS SER
DESARROLLADOS", Título original "CLARO QUE SÍ PODEMOS SER BUENOS
VENEZOLANOS", el cual refleja lo siguiente:
• Los deseos primarios de toda persona son ganar dinero, progresar y ser felices.
• Una forma efectiva de lograr estos anhelos es siendo ricos.
• Así como hay personas pobres y ricas hay países pobres y países ricos.
• La diferencia entre los países pobres y ricos no es la antigüedad del país.
• Lo demuestran casos de países como India y Egipto, que tienen miles de años de
antigüedad y son pobres.
• En cambio, Australia y Nueva Zelandia, que hace poco más de 150 años eran casi
desconocidos son, sin embargo, hoy países desarrollados y ricos.
• La diferencia entre países pobres y ricos tampoco son los recursos naturales con
que cuentan.
• Como es el caso de Japón que tiene un territorio muy pequeño y el 80% es
montañoso y no apto para la agricultura y ganadería, sin embargo es la segunda
potencia económica mundial, pues su territorio es como una inmensa fábrica flotante
que importa materiales de todo el mundo y los exporta transformados, también a todo
el mundo, logrando su riqueza.
• Por otro lado, tenemos una Suiza sin océanos, pero tiene una de las flotas navieras
más grande del mundo. No tienen cacao; pero tiene el mejor chocolate del mundo. En
sus pocos km2, pastorea y cultiva sólo cuatro meses al año, ya que el resto es
invierno, pero tienen los productos lácteos de mejor calidad de toda Europa.
•  Al igual que Japón no tienen recursos naturales, pero da y exporta servicios con
calidad, muy difícilmente superables. Es un país pequeño que ha vendido una imagen
de seguridad, orden y trabajo, que lo han convertido en la caja fuerte del mundo.
• Tampoco la inteligencia de las personas es la diferencia, como lo demuestran
estudiantes de países pobres que emigran a los países ricos y logran resultados
excelentes en su educación.

También podría gustarte