Está en la página 1de 2

Módulo de Apertura

Clase 2 ¿Por qué y para qué se educan los hombres?

Antes de empezar con la presentación de la actividad para esta clase les recordamos
algunas ideas que vimos en la primera clase presencial.

El programa de Problemática Educativa tiene como objetivo introducirlos en una


serie de preguntas sobre las que se organiza la tarea de educar y de enseñar. Así, para
este programa la “problemática educativa” se despliega en torno de una pregunta general y
dos problemas específicos. La pregunta general refiere al acto de educar en tanto proceso
de transmisión de la cultura (o de saberes necesarios para operar en la realidad): ¿por qué,
¿para qué, ¿quiénes, ¿cómo, ¿sobre qué se educa?.

Este proceso de transmisión se acompaña de un problema conexo que es el de la


distribución de esos saberes necesarios para operar en la realidad. Pensar el problema de
la transmisión de saberes y el problema conexo de su distribución lleva a considerar dos
problemas específicos: las formas y los actores que intervienen en dicho proceso. Respecto
de las formas el programa se pregunta sobre la escuela en tanto tecnología ocasional de
institucionalización educativa: ¿por qué, para qué, cómo se educa en escuelas?; sobre los
actores se pregunta acerca de los profesores, es decir, quienes educan ejerciendo la
enseñanza escolar: ¿qué saben? ¿qué enseñan? ¿cómo y para qué.

El programa se organiza en un Módulo de Apertura y dos Ejes de contenidos. En el


Módulo de Apertura la pregunta disparadora es ¿por qué se educan los hombres?. De allí
se derivan otras preguntas: ¿a quiénes y para qué se educa?. Como ya vimos en la primera
clase, el acto de educar es propio del hombre, se trata de un acto de intervención necesaria
que solo se produce entre los hombres. La lectura del texto de Moreno, precisamente, nos
invita a considerar cuáles son esas características propias de los hombres que hacen que
sea necesaria esta forma de la transmisión que llamamos educar.

Hablar de una intervención necesaria quiere decir que se trata de un acto de un uno
sobre un otro, aquel que está provisto y aquel que no. A lo largo de la historia, las
sociedades construyeron destinatarios de esa intervención: la infancia es una de esas
construcciones y el texto de Merieu nos ayuda a comprender cómo se construyó y qué
características tiene.

Así como a lo largo de la historia se construyó un objeto de intervención, también se


construyeron y construyen finalidades. En este sentido, Kant nos introduce en un momento
particular: la modernidad. Nos interesa este momento porque, como vamos a ver en el Eje
1, es también el momento de expansión de la escolarización. Entonces, ¿qué finalidades
para el acto de educar instaló e instauró la modernidad?

Sobre la base de estas preguntas (¿por qué se educan los hombres? ¿a quiénes y
para qué se educa?) les proponemos:
1. Leer los textos de los tres autores del Módulo de Apertura: Moreno, Merieu y Kant.
2. Completar las guías de lectura de cada texto.
3. Identificar para cada pregunta qué conceptos de los autores sirven para dar cuenta
de ella.
En principio les recomendamos para la pregunta sobre el por qué el texto de
Moreno, la pregunta sobre el quiénes, Merieu, y la pregunta sobre el para qué, Kant.
Una vez que identifiquen los conceptos, explicarlos brevemente en relación con la
pregunta. Luego hacer un cruce entre preguntas y autores, es decir revisar los textos
en función de las tres preguntas y ver los aportes de cada autora para cada una de
ellas.
El resultado del ejercicio es un texto de tres párrafos, uno por pregunta y por
autor/autores. En cada párrafo deben aparecer los conceptos seleccionados, la
explicación del concepto según el autor y la justificación de la selección en relación
con la pregunta.
4. Subir el texto en el foro habilitado a tal fin en el Aula Virtual.

Nos vemos en la clase 3!

También podría gustarte