Está en la página 1de 15

OSCUS

CHILE

UN
SUEÑO

POR

REALIZAR

“El único límite es la imaginación”Microsoft

1
Capacitación para 99 años
Juan Pablo Barros 11-08

Buscando que Oscus-Capacitacion sea de Acción y Resultados porque hay


que agrupar lo que se “hace” (Actividades, Talleres, Cursos,etc.) se plantea soñar,
planificar y concretizar.

Pero esta Área es también -como la otra cara de una misma moneda-, bloques de
Relación y Participación. En las actividades, los talleres, los cursos,,... las personas
se encuentran y encuentran su lugar, se comunican y aprenden unas de otras, se
relacionan en fraternidad.

Su oferta puede ser todo lo variada que sea necesario, desde los recursos de
que dispone, y desde lo que se ha hecho y lo que se debe hacer.

La característica principal de un CEPA Sopeña, debería ser su ductilidad y su


capacidad de ágil adaptación y respuesta a las necesidades reales de su entorno y
de su tiempo. Esto siempre se hará mejor desde un buen anclaje en un proyecto
común.

 ÁREA DE FORMACIÓN

FORMACIÓN

ENSEÑANZAS BÁSICAS DESARROLLO PERSONAL Y GRUPAL

Enseñanzas básicas

Es el bloque de la Formación más reglada; normalmente concertada con las


Administraciones Públicas en la medida en que está dirigida a la obtención de un
certificado o título oficial.

Diferenciamos:

- Educación Básica
- Educación Media
- Preparación para el Acceso a la Universidad

2
Pero este bloque también incluye la formación básica como adquisición de
habilidades y conocimientos básicos que les preparan para continuar
posteriormente los estudios formales o capacitaciones profesionales, por ejemplo:
alfabetización digital, lectura comprensiva, aritmética aplicada,etc.

Aunque estas enseñanzas ponen el énfasis en la adquisición de


conocimientos que permitan acceder con éxito a otros aprendizajes posteriores, no
descuidan la formación integral. Se han de complementar, por tanto, con
oportunidades de información, reflexión y debate sobre cuestiones que interesen a
cada grupo constituido, relacionando el “aprendizaje básico” que se pretende con
la toma de conciencia de la realidad personal y social de los participantes.

Aunque estas enseñanzas remiten naturalmente a la idea de “clase”, esto no


excluye la posibilidad de que en cada curso, los alumnos conformen Equipos, con
responsabilidades concretas en beneficio del conjunto.

Estos Equipos pueden asumir como “programa”, los objetivos individuales


de sus componentes y ayudarse unos a otros a conseguirlos. Pueden también tener
objetivos de grupo y, como tales, tener presencia en el conjunto de la vida del
Centro.

Desarrollo personal y grupal:

En este bloque agrupamos todos los aprendizajes que se refieren a aspectos


del desarrollo personal como: la creatividad, la expresión, el autoconcepto y la
autoestima, la salud, el deporte, el conocimiento de los temas importantes de
nuestro tiempo (economía,humanidades,educación,etc.). Es un bloque que
desarrollaremos según necesidades y sensibilidades de su contexto, pero también
según sean los “recursos” disponibles de monitoras/es, profesoras/es o
dinamizadoras/es.

Estas actividades se desarrollan de múltiples maneras: talleres, cursos,


charlas, debates, exposiciones, visitas,... y un largo etc., en función de los grupos
participantes, de los espacios disponibles, de los horarios,... pero, sobre todo, en
función de la imaginación y de la capacidad de multiplicar las posibilidades.

Los participantes en cualquier curso o taller, podrían acceder a cursos o


actividades programadas en esta subárea. Aquí la oferta ha de ser variada, dúctil,
fácil de adaptar a la disponibilidad de cuantos estén interesados.

3
Deberemos idear programaciones, adecuadas a las necesidades y demandas
de nuestros participantes(clientes internos y externos), que tengan un potencial
muy rico para facilitar:

a. la progresión personal
b. la pertenencia a grupos y Equipos más o menos estables de referencia
c. el descubrimiento de temas, actividades y conocimientos “nuevos”,
que abren posibilidades y motivaciones.

 ÁREA DE CAPACITACIÓN como formación para el empleo

A diferencia de una Escuela Profesional, la oferta “técnico profesional” de


un CEPAS es más adaptativa. Por un lado ha de adecuarse a los participantes, sus
situaciones particulares y sus niveles de conocimiento y preparación previos; por
otro, a las posibilidades de integración laboral que ofrece en cada momento el
contexto: un año puede haber un taller de electricidad y otro no; durante un
tiempo se prepara para peluquería y, cubierta la demanda, se cambia el taller por
trabajo doméstico, por ejemplo.

Se pone el énfasis en una formación que permita el pronto acceso al empleo


y no tanto en una completa capacitación técnico – profesional. En este sentido, se
deben elegir los conocimientos “con más salida” laboral, incluso una capacitación
polivalente que permita el acceso a diversos empleos en campos como la
gastronomía, el hogar, oficina, etc. (economía doméstica; conocimientos
elementales de electricidad, gasfitería, apresto laboral,etc.).

Según las circunstancias, podemos desarrollar este bloque desde la


incorporación de cursos subvencionados por los Ministerios de Trabajo –y por
tanto, reglados– hasta talleres para la preparación acelerada en un determinado
oficio en función de una oferta de empleo concertada con una empresa; desde
cursos prolongados y bastante especializados –aprovechando la colaboración de
un docente especializado-, hasta circuitos de aprendizajes complementarios que
dejan caminos abiertos a futuras especializaciones.

En este bloque hay que incluir la posibilidad de promover el auto-empleo.


Esto incluye la formación necesaria para la gestión de una pequeña empresa o
negocio y también la “tutoría” de este emprendimiento, lo que supone un
acompañamiento en la fase de puesta en marcha hasta que se vea posible su
gestión autónoma. Los Centros deberían incentivar estas salidas sean particulares o
grupales.

4
Algunos de los Talleres de oficios o polivalentes como fontanería, jardinería,
electricidad, etc. pueden tener una vertiente de trabajo “en” el propio Centro,
convirtiéndose en responsables del mantenimiento, o de la decoración, etc.

Igual que en la Educación reglada, la metodología de trabajo debe estar


sustentada en los Equipos y estos han de ser espacios de participación.

 ÁREA DE FORMACIÓN

Ante todo, debemos dejar claro que aquí hablamos de la “formación” de


Agentes

El objetivo de los Sistemas de Formación es proporcionar un nuevo modo de


proceder en la gestión del conocimiento en el conjunto de la Institución Sopeña
como Espacio de acción con identidad y metodología bien definida y movilizando
a cuantos participan en la acción educadora y evangelizadora.

Si consideramos que la educación de las personas adultas ha de ser


permanente, estamos incluyendo en este principio a todos los Agentes: Directivos
y Colaboradores.

Los contenidos formativos harán referencia a la especificidad de la tarea


realizada en el Centro y a la identidad y misión Sopeña.

La Formación no debe limitarse a la asistencia a cursos de capacitación;


fundamentalmente vendrá dada por la reflexión rigurosa sobre la experiencia, por
el contacto con personas que trabajan en este mismo espacio de acción; por la
relación con redes y plataformas educativas afines en el entorno; por la búsqueda
permanente de nuevos conocimientos, corrientes de pensamiento y experiencias
vividas en el mundo de la educación de personas adultas .

La Formación deberá programarse, desde las necesidades del Centro y desde las
capacidades y necesidades de los Agentes, fundamentalmente expresadas desde el
análisis que realicen los Equipos; también desde las oportunidades que se
presenten y los recursos disponibles. Y, lógicamente, habrán de evaluarse las
actividades formativas realizadas y, sobre todo, los resultados obtenidos,
progresos constatables y efectos producidos en el Centro.

5
 ÁREA DE PLANIFICACIÓN – PROGRAMACIÓN Y EVALUACIÓN

La Planificación, la Programación y la Evaluación son uno de los


instrumentos más potentes de crecimiento y fortalecimiento de las organizaciones.

En nuestros Centros se programa y se evalúa desde hace mucho tiempo y se


hace con sistemas, métodos y técnica diferentes. Se utilizan también lenguajes
diversos, lo que hace muy compleja y poco fiable la síntesis.

Nuestro propósito es que dejen de ser actividades puntuales y disgregadas,


para pasar a constituir un SISTEMA común a todos los Centros OSCUS,
conscientemente instaurado de forma permanente y que atañe a cuantos
desarrollan alguna función en el CEPAS, a cuantos participan en él.

Supone, por tanto, una implicación metodológica y práctica de toda la


comunidad del Centro y conlleva:

1. Asumir el trabajo en Equipos. Equipos identificados con unidades de acción


claras (sean cursos o talleres del programa educativo; sean comisiones
estables o permanentes de fiestas o culturales o sean equipos de Gestión).
Cada Equipo constituido es una Unidad de Programación y Evaluación.

2. Establecer un Ciclo continuo y permanente para la programación y


evaluación que vincule a todos los Equipos. Todos programan al inicio del
curso y alguien realiza la síntesis de dichas programaciones y la devuelve a
la Comunidad del Centro en una sesión plenaria en la que todos los equipos
cuentan qué se proponen hacer y conseguir.

Se evalúa al final del curso y alguien realiza la síntesis evaluativa,


presentando un informe con sus conclusiones. Éstas tienen que orientar la
programación del curso siguiente, que mejora, corrige, incorpora,... lo
aprendido de la experiencia anterior.

Esta evaluación también debe tener una puesta en común, en la que los
equipos aprenden a celebrar aciertos y reconocer fracasos públicamente y
donde también se va captando la idea de participar en un proyecto común
que mejora día a día, gracias a las aportaciones del conjunto.

Este es el ciclo permanente de acción-reflexión-acción.

3. Se basa en una buena sistematización de todo lo que es y hace el CEPAS.


Buena parte de esa sistematización se propone ya en este Marco
Metodológico, pero cada Centro debe “ordenar” todo lo que tiene entre

6
manos, en parte respetando los bloques que debe compartir con otros
Centros OSCUS y, en parte, garantizando que se recoja TODO, sin
exclusión de ninguna actividad, proyecto o función.

Escuelas técnicas-profesionales

Esta formación profesional se inserta en el sistema educativo legal,


impartiendo un conjunto de enseñanzas que capacitan para el desempeño
cualificado de distintos oficios y/o distintas profesiones.Sus destinatarios son, en
su mayoría, jóvenes de familias menos favorecidas que buscan su lugar en el
mundo del trabajo, pero también adultos desempleados sin cualificación
profesional, o en busca de una mejora o actualización de su profesión.

La oferta de estas enseñanzas ligadas al trabajo, nos permite convocar a


estos jóvenes y adultos; es esta una forma de “salir al encuentro” y “hacernos
cercanas” al mundo juvenil alejado hoy de la práctica cristiana y al difícil mundo de
los adultos que están necesitados de encontrar empleo.

En nuestras Escuelas, se entiende la capacitación para el trabajo como una


formación integral, que potencia el desarrollo de las capacidades personales y
profesionales. La escuela es un lugar privilegiado de promoción de la persona,
favoreciendo su crecimiento y maduración en todas sus dimensiones; ayudándoles
a reconocer y valorar su dignidad como personas e hijos de Dios. La máxima
prioridad en nuestras escuelas es este compromiso educativo, desde un enfoque
cristiano.

Las Escuelas Técnico Profesionales conjugan formación y evangelización:


“Educamos evangelizando y evangelizamos educando”. A través de éstas plataformas
de acción pretendemos lograr “una eficaz presencia cristiana en el mundo del trabajo”
(Juan Pablo II, al Capítulo General de 1983).

Se trata de “aprender a ser “, de “aprender a aprender” y de “aprender un


oficio”. No se limita, por tanto, a la enseñanza de unas competencias laborales. A
una Escuela OSCUS, le concierne todo aquello que está implicado en el desarrollo
de la persona, de los grupos y de las comunidades.

7
Le concierne la educación de la inteligencia, en el nivel que corresponde; el
desarrollo de la conciencia, la creatividad, la capacidad para el diálogo y el trabajo
cooperativo; le concierne la educación para la economía y el trabajo; la educación
de la capacidad para el disfrute; de la salud; de las humanidades, de las relaciones
sociales y políticas. Le concierne la educación en democracia, para convivir, para
consensuar y pactar; la educación para imaginar, proyectar, actuar y evaluar; la
educación para trascender y….encontrar a Dios.

Nuestro compromiso de evangelización nos lleva a impulsar la promoción en


cada persona, de todas sus capacidades: espirituales, reflexivas, afectivas,
creativas, manuales, lúdicas, etc. , para que así llegue a:

- Re-conocer su dignidad de hijos e hijas de Dios


- Trabaje y se comprometa en su crecimiento personal y en el
crecimiento de los demás.

Pero lo que aparece como más específico de una Escuela de Formación


Técnico Profesional, es el objetivo de hacer “apta” a la persona para un oficio;
capaz de desempeñar una profesión con la calidad demandada en el mercado
laboral actual.

En las Escuelas Sopeña, esta capacitación garantiza unas competencias


profesionales y unos valores agregados de formación humana, de responsabilidad,
esfuerzo, trabajo en equipo y las habilidades sociales necesarias para ser solicitados
y reconocidos como “los mejores” en cada especialidad.

Esta clara identidad cristiana de nuestras Escuelas se plasma con el estilo


peculiar Sopeña:

En Chile, aparece en 1948, la “Universidad Obrera”, donde se daban cursos


de capacitación técnica.

8
ÁREAS DE ACCIÓN Y RESULTADOS
Enseñanzas básicas regladas para
NIVEL personas sin titulación académica ni
DE experiencia profesional, que preparan

FORMACIÓN PROFESIONAL
FORMACIÓN para la formación profesional.
BÁSICA Aprendizajes técnicos en el nivel de
“operario”.

REGLADA NIVEL
Ofrece la titulación de Técnico en la
PROFESIONAL
profesión elegida (titulación mínima en
MEDIO
CAPACITACIÓN

formación profesional)

NIVEL Ofrece la titulación de Técnico Superior


PROFESIONAL (titulación máxima en formación
SUPERIOR profesional)

Mejora la empleabilidad de personas COMUNIDAD


PROFESIONAL NO
EDUCATIVA

FORMACIÓN adultas o jóvenes para una mejor


ACCIÓN

FORMACIÓN

CONTINUA adaptación o cambio en el puesto de


REGLADA

trabajo. EQUIPOS

FORMACIÓN Prepara para desempeñar un oficio por


OCUPACIONAL cuenta propia o ajena. ACCIÓN-
REFLEXIÓN-
ACCIÓN
Orientación y apoyo para el empleo Es un servicio enlace
entre la escuela, el ex -alumno y la empresa.
INSERCIÓN
LABORAL

PROCESOS
Orientación y apoyo para el autoempleo
Es un servicio de asesoría y acompañamiento en
microemprendimientos o proyectos empresariales

 Educación en valores
 Anuncio Explícito
PASTORAL
 Compromiso
 Actividades complementarias
CULTURA Y
 Fiestas y celebraciones
CONVIVENCIA
SOLIDARIA

 Servicios de atención - asesoría


 Ayuda mutua
ACCIÓN
SOCIAL

 Campañas solidarias
 Apoyo a proyectos de promoción / desarrollo

DIRECCIÓN Y COORDINACIÓN COMUNIDAD


GESTIÓN ADMINISTRATIVA Y FINANCIERA
GESTIÓN

PROCESOS
FORMACIÓN EQUIPOS
COMUNICACIÓN A-R-A
PLANIFICACIÓN – PROGRAMACIÓN- EVALUACIÓN

9
La ACCIÓN EDUCATIVA que se lleva a cabo en nuestras escuelas no se
limita a enseñar oficios. Los objetivos educativos y las actuaciones pensadas para
conseguirlos, cubren un amplio abanico.

ACCIÓN EDUCATIVA
CAPACITACIÓN FORMACIÓN PASTORAL CULTURA Y ACCIÓN
TÉCNICO CONVIVENCIA SOCIAL
PROFESIONAL SOLIDARIA

 LA CAPACITACIÓN técnico profesional

Es el origen y la razón de ser de nuestras escuelas. Su función principal es


facilitar a los alumnos y alumnas las competencias necesarias que le permitan la
incorporación al mundo laboral.

Lo más importante a resaltar aquí es:

 Que nuestras escuelas son parte de la educación formal(Mineduc,Sence,etc.).


De este modo se convierten en “agentes sociales” que colaboran y participan
con lo administración pública y las empresas para propiciar el acceso de las
personas a la formación profesional y, desde ella, al trabajo.

En su desarrollo completo contempla tres niveles:

BASICO MEDIO SUPERIOR


Enseñanzas básicas Enseñanzas medias Enseñanzas
regladas Regladas que otorgan la superiores que
Para personas sin titulación de técnico en otorgan la
titulación académica. la profesión u oficio titulación de
Aprendizajes técnicos elegido técnico superior en
en el nivel operario. la profesión u
oficio elegido

10
 Ofertan también ENSEÑANZAS NO REGLADAS, como respuesta a la
necesidad de acceso al empleo o para cubrir las necesidades de actualización
de los trabajadores bien sea por demanda particular o de las empresas.

Esta área tendrán contenidos, métodos y niveles diferentes según respondan


más específicamente a:

La capacitación básica para La actualización, ampliación o


posibilitar el acceso al primer cualificación de aquellos que ya están
empleo ejerciendo un oficio o bien de quienes se
reinsertan en el mercado laboral.

 LA INSERCIÓN LABORAL, además de ser la finalidad última de las


escuelas, requiere también de un proceso formativo –educativo.

Apoyan el acceso al empleo, Apoyan el autoempleo, el


facilitando la adquisición de microemprendimiento: Asesorando,
habilidades y acercando al acompañando y respaldando
alumnado a las ofertas de económicamente cuando sea posible.
empleo.

 FORMACIÒN

En Las Escuelas Técnico Profesionales Sopeña la oferta educativa no puede


limitarse a la capacitación; la mejor capacitación estaría incompleta si no va
acompañada de una formación humana integral.

Corresponde al Área de Formación aquellos contenidos y actividades que


promueven el crecimiento personal y social del alumno. Se despliega en tres
dimensiones básicas:

Autoconocimiento y Responsabilidad y La dimensión social y


relaciones ética en el trabajo valórica del trabajo
interpersonales

11
 FORMACIÓN DE AGENTES

No hablamos aquí de la formación de alumnos, que ya está incluida en las


áreas primeras. Se trata de la formación de agentes, que es una parte importante e
imprescindible de la “gestión” de los recursos humanos.

Profesores, monitores, colaboradores en cualquier tarea de formación


directa o de gestión (desde la persona que atiende la portería, hasta los
colaboradores en actividades culturales o lúdicas), han de tener la oportunidad de
progresar en sus conocimientos y habilidades y poder adquirir otros nuevos en el
contexto de la escuela.

Formación carismática Formación específica para el


desempeño

 Calidad de las enseñanzas.

La finalidad de la calidad de las enseñanzas en las Escuelas Técnico


Profesionales Sopeña esta en hacer procesos con los alumnos a nivel individual
como en grupo, para mejorar la calidad de vida de éstos. Por lo tanto el valor
pretendido es el desarrollo humano.

 Los mejores agentes evangelizadores


- Proceso de selección de profesores, con criterios claros y bien
definidos por la Institución, validos para todas las Escuelas y
en todos los países.
- Formación permanente de los agentes en los aspectos
académico, carismático y progresiva identificación con el
Proyecto educativo.
- Actualización continua de los profesores en nuevas
metodologías y técnicas.

 Los mejores recursos pedagógicos


- Incorporación de nuevas tecnologías: Medios Audiovisuales,
Informáticos, Intranet,
- Infraestructura y equipamientos actualizados, que permiten al
alumno un desempeño laboral competente.

12
 Respuesta dinámica y acertada a las necesidades y demandas del mercado
de trabajo

- Relaciones entre la Escuela y la Empresa que permiten


conocer los requerimientos / demandas laborales
- Actualizar programas y contenidos
- Formar técnicos capaces de incorporarse a la empresa con
éxito.
Proceso de mejora continua programada y evaluada desde la visión, misión y
valores institucionales

13
CONCEPTOS SIGNIFICATIVOS

 Delegación: Puede definirse como un proceso para capacitar a las personas


para que puedan fijar sus propios objetivos, tomar decisiones, resolver
problemas, dentro de la esfera de su responsabilidad y autoridad.

 Comunicación: Los mejores medios, sin comprometer la comunicación


personal.

 Estructuras Organizacionales: Estructura, red de comunicación y procesos


de toma de decisiones... lo que refleja el estilo y cultura de la administración
de una empresa.

 Liderazgo: La acción de indicar un camino, una dirección o una meta


invitando a otros a seguirlo. El concepto de liderazgo incluye los de poder y
autoridad.

 Liderazgo plural: Liderazgo compartido. El liderazgo no puede ser la


prerrogativa de una sola persona. Ha de ser comunitario, basado en un
equipo.

 Empoderamiento: Es un proceso de fortalecimiento; una forma unitaria e


integral de autoconcepto y autovaloración. Una energía que se despliega en
continua comunicación en red y, por tanto, en retroalimentación.

 Autoridad: En latín auctoritas que viene del verbo augere – auctum... la


autoridad se concibe como la serie de acciones orientadas a hacer crecer a la
comunidad y a sus miembros.

 Coordinación: Es el arte de manejar las tres variables (se entiendan como


recursos o instrumentos) que tiene la organización:

- Las personas (sus conocimientos y capacidades).


- El tiempo.
- El espacio.

14
 Una experiencia de casi 100 años

Ya en las Constituciones de 1907, redactadas por Dolores


Rodríguez Sopeña, se consideran “nuestras obras” las escuelas
completamente gratuitas para sus hijos (de los obreros) según lo que
ellos prefieran y, también escuelas nocturnas de chicas jóvenes” (C.
279)

15