Está en la página 1de 98

OJO: INSPECCIÓN PALPACIÓN.

La exploración comienza observando el aspecto del paciente, capaz de facilitarnos


orientaciones de interés. Como sucede en algunos estigmas faciales de la herodolùes,
con la acromegalia acompañada de lesiones del quiasma, con las deformaciones
craneofaciales asociadas en ocasiones a atrofia óptica, con la posición en torticolis de
origen ocular (tiene por fin evitar la sensación de diplopía que sufriría el paciente por
parálisis de un musculo ocular de acción vertical o rotatoria; la cara se vuelve hacia el
punto en que tendría su máxima acción el musculo paralizado), con la asociación de
trastornos oftalmológicos inflamatorios (especialmente del iris, úvea y retina, con un
cuadro meningoencefalitico y alopecia “síndrome de Harada-Vogt-Koyanagi”.
Actitud del paciente que sufre de fotofobia es propia de afecciones del polo anterior
del ojo; avanza hacia el medico con la cabeza baja, los parpados contraídos o evitando
la luz empleando viseras o gafas de color.
Las lesiones graves bilaterales del polo posterior: es típica la actitud del paciente que,
con la cabeza alta, su andar precavido o la necesidad de ir acompañado, revelan la
pérdida de su visión.
La ptosis parcial de los parpados (tracoma, miastenia), obliga a inclinar la cabeza hacia
atrás, llamando la atención el aspecto oriental “romántico” o “melancólico” de los
ojos, en vivo contraste con el asustado de los sujetos con exoftalmia bilateral
hipertiroidea.

Regiones periorbitaria y superciliar


Aparecen decoloradas, igualmente la nariz y fosas nasales, en algunos casos de
síndrome adiposogenital de Frohich y en la enfermedad de Simmonds; con
manifestaciones seborreicas extendidas a veces al ala de la nariz y alrededor de las
orejas, en la avitamitosis del complejo B2; edematosas, en la intoxicación salicilada;
infiltradas, en la mononucleosis infecciosa, triquinosis (también las sienes y nariz),
cloroma y simpatoblastoma en los niños, etc.
En la dermatomiositis, se observa cianosis periorbitaria de tono liliáceo que se difunde
por el resto de la cara (“facies lila o violácea” de Fanconi), acompañada de edema duro
(no deja fóvea) y doloroso de los parpados. La tumefacción del ganglio preauricular, a
veces muy ostensible, se observa en muchas conjuntivitis agudas (típicamente origen
vírico) y crónicas, tumores malignos del parpado, en la tularemia y en la
linforreticulosis benigna de inoculación. Rara vez llegan a supurar.
Personas ancianas, frecuente la presencia de arrugas, llamadas vulgarmente “patas de
gallo” a nivel de la región supracigomática, cuyos pliegues se fruncen al contraerse el
orbicular.

Cejas: pelos ubicados en los arcos ciliares. Se disponen en forma de un arco de


concavidad inferior. Formadas por pelos gruesos y de implantación más irregular en el
hombre que en la mujer. En la vejez, tienden a volverse borrascosas (hipertricofridia),
cosa que también se observa como típica de ciertas razas y familias y en el
hipercorticalismo suprarrenal, acromegalia, hirsutismo, etc. Ambas cejas se
encuentran separadas por la glabela, que si es lampiña se llama espacio interciliar o
entrecejo. La sinofridia es la unión de ambas cejas por sus cabos internos. Se la cree un
estigma familiar o atávico. Lo cierto es que da a la facie un aspecto duro, Aristóteles
señalaba su presencia en hombres ásperos y broncos.

La pérdida de los pelos de la ceja (alopecia superciliar) puede ser completa o


incompleta, total o parcial.
Alopecia superciliar total se observa en casos de hipopituitarismo, en la enfermedad
de Simmons, en la insuficiencia tiroidea severa, en la hemiatrofia facial, en la sífilis en
su periodo secundario (acompañándose de otros signos, de la caída incompleta, en
rejilla del cabello de las regiones temporales y parietales), en la “pelada decalvante”
(perdida simultanea de pelo en otras regiones como: axilas, barba, cuero cabelludo) y
en la agenesia pilar total, caso en que la falta de cejas coincide con la del cabello y
vello.
Alopecia superciliar parcial se realiza a expensas de las partes laterales,
filogenéticamente mas jóvenes. Se observa en el hipotiroidismo (cae el pelo del tercio
externo, constituyendo el llamado “signo de Hertoghe”), en la sífilis, en la lepra (a
veces es signo precoz), en la queratosis pilar, en la intoxicación por talio, etc.
Las cejas toman un tinte rojizo en intoxicaciones por dinitrobenzol y trinitrotoluol.
Precensia en intoxicación urica de una placa eritematosa en el entrecejo, que al ser
frotada deja caer escamas que recuerdan las del salvado (resultado de una parte de
la molienda de los granos de cereales)
Reborde óseo supraorbitario: prominente y engrosado en la acomegalia, leonitasis
osea, lepra, traumatismo (por palpación cuidadosa despierta dolor y crepitaciones, se
perciben irregularidades) y en la inflamación del periostio (peritonitis del reborde
orbitario), ya sea esta aguda o crónica (tuberculosa, sifilítica).
Inflamación aguda del saco lagrimal (dacriocistitis aguda): y tejidos que lo rodean
manifiesta por un tumor inflamatorio por dentro del angulo interno de los parpados y
por debajo de la línea horizontal que pasa el vértice de dicho angulo. Presion,
dolorosa, motiva la regurgitación de moco-pus o pus por uno o ambos lagrimales
(puede haber obstrucción). dacriocistitis crónica: repleción de la región del saco
lagrimal (mucocele) que llega a adquirir gran volumen.
Aumento de tamaño de las glándulas lagrimales: (orbitaria y palpebral): como en el
“Sindrome de Mikulicz” (hiperplasia simétrica de las glándulas lagrimales, parótidas,
submaxilares y sublinguales) y en algunas leucemias y tumores, motiva tumoraciones
blandas al tacto cerca del borde orbitario superoexterno, indoloras o que simplemente
molestan. La piel del parpado, no enrojecida, se desliza sobre ellas.
Parpados:
Para su examen, se comparan ambos lados. Una ligera asimetría cae dentro de lo
normal.
Aspecto y coloración: En la piel de los parpados encontramos las mismas
enfermedades que en la que tapiza al resto de la cara.
Gran distensibilidad, junto a la laxitud del tejido celular subcutáneo, permiten
acumular en cantidad sangre extravasada (hematoma palpebral), gas (enfisema
palpebral) o serosidad (edema palpebral), este último reconocido fácilmente por la
inspección, pues abulta el parpado superior (a veces llega a montar sobre el inferior),
redondea su borde libre y borra los pliegues cutáneos transversales. La presión deja
huella (signo de la fóvea). Puede ser unilateral o bilateral. Edema unilateral:
inflamatorio y obedecer a causas locales (excepto en procesos expansivos
intraorbitarios).
Causas más frecuentes del edema palpebral unilateral:
Edema palpebral bilateral:
Xantoma palpebral:

En la vejez:
Borde libre o ciliar:
Orzuelo:
Calacio (chalacion):

Circunstancias anómalas:
Pestañas:
Lo que no se entiende en el texto: numero variable de pestañas que rozan con
la cornea.

Hendidura palpebral:
Epicanto:

Causas frecuentes de aumento del diámetro de la hendidura palpebral:


Verdadera escotadura, disostosis (creo que es lo que dice)
Causas frecuentes de disminución del diámetro de la hendidura
palpebral:
Anomalías del parpadeo:

Distancia interorbitaria:
Ojo o globo ocular:

Características: En su estudio hay que tener en cuenta: situación, volumen,


posición, sensibilidad y tensión.

Situación:
Exoftalmia bilateral:
Exoftalmia unilateral:

Enoftalmia o enoftalmos:
Volumen:

Posición:

Estrabismo:
Sensibilidad:

Tensión intraocular:
Conjuntiva:
Cornea:

Queratinitis:
Esclerótica: Es la túnica que, con la córnea, forma la capa externa del globo ocular.
Es fuerte, opaca, inelástica, amarillenta o algo azulada en los niños y mujeres. Sirve
para mantener la forma del ojo.
Escleritis:

Episcleritis:

Melanosis episcleral:
Iris:
Pupila:

Examen de pupila en reposo:


Examen dinámico de la pupila:
Cristalino:
Motilidad del globo ocular:
EXPLORACION FUNCIONAL DEL OJO:

Agudeza visual:
Visión cromática:
Campo visual:
Examen de fondo de ojo:
OIDO: INSPECCION, PALPACION.

Pabellon auricular:
Región periauricular:
Conducto auditivo externo: inspección.
Otoscopia:
Exploracion de la trompa auditiva:
Exploracion auditiva:
Agudeza auditiva:

Audiometria:
Eficiencia o conducta auditiva:
Metodologia del examen:
Valoración de las pruebas:
Nariz, fosas nasales y senos paranasales.