CAVIDAD ORBITARIA Las órbitasson dos cavidades anchas y profundas, excavadasentre la cara y el cráneo y separadas una de otra por

las fosas nasales. Contienen los globos oculares y sus principales anexos. 1°Situacíón. - Las órbitas se hallan situadassimétricamente a cada lado de la linea media, por fuera de las fosas nasales, por dentro de la región temporal, por debajo del departamento anterior del cráneo y por encima del seno maxilar. 2. 0 Forma. - Cada órbita tiene la forma de una pirámide cuadrangular de base anterior y vértice posterior. Los ejes anteroposteriores de las dos cavidades, aunque situados en un mismo plano horizontal, no son paralelos: son oblicuo s de delante-atrás y de fuera-adentro, o sea que convergen uno hacia otro en sentido anteroposterior de tal manera que,si fueran prolongados en dirección al occipital, se encontrarían por debajo y un poco encima del borde superior de la lámina cuadrilátera del esfenoides. Las cuatro paredes, superior, inferior, externa e interna, de la pir ámide orbitaria son óseas. Son muy delgadas y, por lo tanto, muy frágiles. El periostio que las recubre y que, en el vértice de la órbita, se continúa con la duramadre, lesestá muy poco adherido, excepto a nivel de las hendiduras o de los orificios. El periostio orbitario forma, pues, en conjunto, una celda fibrosa concéntrica a la celda ósea, en la que el globo ocular y sus anexos se encuentran realmente contenidos. De ahí se deduce que es fácil raspar las paredes óseas de la órbita y practicar su resección sin abrir la celda orbitaria y, porende, sin temor de herir o de infectar el contenido de la órbita 3°Dimensiones.- Las dimensiones de la cavidad orbitaria varían mucho según las razas, los individuos y las edades. Por término medio, la profundidad es de 42 a 50 mm ; la anchura, a nivel de la base de 50 mm ; la altura, también a nivel de la base, de 35 mm. El conocimiento de estas dimensiones tiene cierto interés práctico, a causa de los traumatismos que pueden reca er en la órbita o en su contenido y en razón también de las intervenciones que en ella se practican. Sabemos que el nervio óptico corresponde a la mitad posterior de la cavidad, y el globo del ojo a su mitad anterior. La cavidad orbitaria es muy grande para su contenido y el globo ocular no ocupa má s que su parte anterior; así sucede que cuerpos extraños de cierto volumen pueden entrar y permanecer ignorados en ella durante más o menos tiempo.Esto nos explica también por qué lo tumores orbitarios, al principio desu evolución, pueden pasar inadvertidos. Estando la órbita circunscrita por todas partes por paredes óseas, excepto por delante, en que sólo está cerrada por partes blandas, los párpados, resulta que, cuandoun tumor se desarrolla en la cavidad orbitaria, el contenido, es decir, el globo ocular, se encuentra, al cabo de cierto tiempo, rechazado hacia delante, único sentido en que se deja distender la cavidad. La exoftalmía o proyección del ojo hacia delante es, pues, un síntoma que aparece siempre que la cavidad orbitaria se vuele demasiado pequeña para sucontenido.

Formada en su parte anterior por la bóveda orbitaria del frontal. cuando estudiemos el seno maxilardecir ahora que.--. y las relaciones que estas cavidades anexas a las fosas nasales entablancon la órbita son aunmayores. llamada también suelode la órbita. como quiera que esta pared sostiene el globo ocular.La pared superior. si se destruye. como la pared precedente. envían una prolongación más o menos acentuada al espesor de la bóveda orbitaria. Y en el resto de su extensión por la cara inferior del ala menor del esfenoides. papirácea en ciertos puntos. de donde el nombre de pared maxilar con que también se la designa. llamada también bóveda orbitaria (fig.4. tiene la forma de un triángulo de base anterior y vértice posterior. cual su nombre de suelo de la órbita indica. la pirámide orbitaria ofrece cuatro paredes. es cóncava y de forma triangular. como se comprende. a) Pared superior o craneal. La pared superior de la órbita es el punto de elección de las fracturas indirectas del cráneo localizadas en la base. en superior.sobre todo por delante. 4). Es muydelgada. Así se explica que un agente vulnerante que penetre en la órbita pueda con mucha facilidad hundirla e introducirs e en el cráneo.La pared inferior de la órbita (figu ra 290. La pared inferior separa la cavidad orbitaria del seno maxilar.Con este divertículo de las fosas nasales entabla relaciones que precisaremos más adelante. externa e interna. en las intervenciones practicadas en esta región. . fracturas llamadaspor contragolpe. descienda el globo ocular y hasta pueda hacerse «procidente» en el seno maxilar. Ed ta disposición. Cuando el seno frontal y las células etmoidales anteriores están bien desarrollados.Las cuatro paredesse distinguen según su orientación. por lo que hay que proceder con cuidado a fin de no romperla al denudarla. la inflamación del seno puede perfectamente invadir la pared orbitaria y necrosarla. como de ello se han citado algunos ejemplo. una base y un vértice. 3).se comprende que. A . A su formación contribuyen la cara superior del maxilar y. favorece la propagación de la infección sinusal o et moidal a la órbita. b) Pared inferior o maxilar. . la carilla orbitaria del palatino. cuatro bordes. se halla constituida por una laminilla ósea. particularmente en la resección de la mandíbula superior. que separa la cavidad craneal de la cavidad orbitaria. Ahora bien. tan delgada en ciertos puntos que llega a ser translúcida. inferior. ° RelacionesConsiderada desde el punto de vista de sus relaciones. en su parte más posterior.es muy cóncava. 290. PAREDES. en caso de sinusitis.

para llegar a él. del flemón de la órbita. de donde. 289) es una de las más importantes de la órbita. asiento de neuralgias y. incidir esta membrana en el borde inferiorde la órbita y separada de la pared ósea mediante la legra. que. la lámina ósea que la separa de estas últimas es. se transforma en un conducto completo: el canal suborbitario y el conducto suborbitario. va a desembocar por el agujero suborbitario en la cara anterior del maxilar. Asíse explica que sea invadida con facilidad por la inflamación en el cursode las etmoiditis. Un síntoma patognomónico de e la fractura es el enfisema de los Párpados. Al contrario de las paredes precedentes.En el resto de su extensión está en relación con las células etmoidales . Esta pared es muy oblicua hacia dentro.La pared externa de la órbita (fig. tan del gada como una hoja de papel de fumar. essuficíente. Está formada: por delante. es plana. triangular y ligera mente excavada como las paredes superior e inferior. la pared interna de la órbita pres enta por delante y abajo elcanal en que se aloja el saco lagrimal. se percibe entonces el nervio por transparencia en la cara profunda del periostio levantado. la constancia del dolor provocado por la presiónde la cara interna de la órbita. Este último es bastante a menudo. Corresponde. Formada por la apófisis ascendente del maxilar inferior. en su parte msá posterior. inyecta el aire contenido en sus fosasnasales en el tejido celular de la órbita y de los párpados.en particular. hastaes convexa.En la pared inferior de la Órbita se nota un canal anteroposterior. resulta éstede que el herido. el unguis. por la cara anterior del ala mayor del esfenoides. según Ziem. . por detrás. como . separa la cavidad orbitaria de la fosa temporal. Esta convexidad. a veces dehiscente. en consecuencia. de ahí también la frecuencia de las complicaciones orbitariasy. por delante principalmente. . pero sólo en los casos en que este seno esté bastante desarrollado. De las cuatro parede de la órbita que acabamos de describir. El conducto y el canal que acabamos de citar alojan los vasossuborbitariosy el nervio del mismo nombre. En este punto el nervio está en cierto modo en el mismo espesor del periostio. Se practica ordinariamente despué de descubrir el tronco nervioso a nivel del canal suborbítarío. tres. al sonarse. que basta un pequeño traumatismo para fracturarla. en ocasionestan manifiesta que llega a formar una especie de tumor.La pared interna (fig. por detrás de todo por el esfenoides. en la enucleación del globo ocular. ca¡paralela al plano medio: a veces cuando la célulasetmoidale están muy desarrolladas. des pués de un trayecto de 2 cm aproximadamente. alseno esfenoidal. a 5-7 mm por debajo del borde inferior d e la órbita. La delgadez de la pared ósea que separa la cavidad etmoidal de la orbitaria es tal. el hueso plano y. 289). aconsejándose que se introduzcan los instrumentos para seccionar el nervio óptico a lo largo de esta pared. d) Pared externa.Este último. como sabemos. ensemejantes casos. no dejaría de tener cierta influencia en la patogenia de algunas formas de astigmatismo o de estrabismo. su resección está a veces indicada. por la apófisis orbitaria del hues o malary por la parte má externa de la bóveda orbitaria del frontal. e) Pared interna O nasal.

y hemos indicado la frecuencia de las complicacíones orbitarias consecutivas a la celulitisy a las sinusitis (Germannha encontrado. Añadamos que. De ahí resulta que.Por eso aconsejan muchos autores abordar el seno frontal por la vía orbitaria.vemos. El borde superointerno de la órbita. no insistiremos. en el esqueleto existe a menudo a este nivel una pequeña fosita o bien en ocasiones una pequeña espina ósea. Esta resección permite. en su parte más anterior.. anterior yposterior : el grupo posterior está situado detrásde esta línea y el grupo anterior por delante. que se distinguen en superoexterno. Como debe desinsertarse la polea del oblicuo mayor con el periostio al tratar quirúrgicamente lassinusitis frontales por la vía orbitaria. que recorren los vasos y nervios etmoidales: el aguiero etmoidal anterior y el aguiero etmoidal posterior. cuando es preciso disponer de un campo amplio para obrar sobre la órbita o sobre su contenido. ni con ninguna región. que estudiaremosmás adelante con el vértice de la órbita . 2°dos pequeños orificios. a) Borde superoexterno. La vertical. puede resultar de ello una diplopía. Hemsoinsistido en las consecuencias de estasrelaciones desde el punto de vista de la patología de la órbita. La región de la sutura frontonasoetmoidal puede ser asiento de ciertos quistes congénitos. con la cavidad sinusal. a 6 u 8 mm por debajo del borde superior y a 2 Ó 3 mm por detrás del borde interno de la órbita. señala con bastante exactitud la situación de los dos grupos de células etmoidales. Por delante estáincluso completamente borrado. b) Borde superointerno. como hicimo s notar a propósito del seno frontal y aquí sólo pretendemos recordarlo. la mayoría de contenido grasoso.estánen relación con las cavidades anexas a las fosas nasales: la pared superior. en 68 casos de afecciones orbitarias. así se tiene la seguridad de encontrar la cavidad sinusal. Este punto de referencia. La pared externa es la única que no está en relación con ningún seno. superointerno. puede ser utilizado cuando se interviene sobre dichas células por la vía orbitaria. Se presentan en casos muy raros .El borde superoexterno es tan poco manifiesto. practicar cómodamente la extirpación de los tumores orbitarios y descubrir el nervio suborbitario en la pared infe rior de la órbita. cuya patogenia es la de los quistes dermoides.Presenta de atrásadelante: 1°. bajada desde el primero de estos agujeros al suelo de la órbita. como veremos depués al estudiar las célulasetrnoidales. la resección de esta pared pueda ser practicada sin temor. donde se aloja la glándula lagrimal (fosita lagrimal). lnferoexterno e inferointerno. cualesquiera que sean las dimensiones de ésta. A. 18 lesiones evidentes de los senos). la pared inferior y Ia pared interna. por pequeña que sea. que muchos autores no describen másque tresparedes en la órbita por reunir lapared superior y la pared externa en una sola: la pared superoexterna. se relaciona. por ejemplo. en la parte superior de esta delgada lámina ósea. que de ordinario cura por sí sola.siendo reemplazado en este punto por una fos ita. y seguirlo desde aquí hasta la base del cráneo aun hasta el ganglio de Gasser. se encuentra la polea de reflexión del músculo oblicuo mayor. . BORDES. budiendo la delgada lámina ósea que representa el ángulo superointerno de la órbita. el agujero óptico. al unirse entre sí las paredes de la órbita forman cuatro bordes.

el periostio hasta estáreforzado a este nivel por algunas fibrasmusculares lisas. como hemos dicho. El plano de la base de la órbita no es exactamente frontal: es oblicuo hacia abajo y afuera. por fuera y abajo. El borde inferointerno. d) Borde inferointerno. . y sobre todo hacia fuera.El vértice de la órbita es truncado. interna y externa. El borde superior. redonde ado. dista por término medio 15 mm del reborde orbitario. relativamente ancha. alrevésde las paredes. cuando ofrece cierto desarrollo. Esto nos explica por qué el campo visual es más extenso hacia abajo. . y una hendidura. Sin embargo. Presenta un orificio. Laseccíón ósea debe ser practicada siguiendo un plano que prolongue la dirección de la hendidura. que hacia dentro y arriba. forma el techo de la fosa pterigomaxilar. pues en el sujeto revestido de sus partes blandas.esu n ancho orificio de forma cuadrilátera. Su circunferencia. A este nivel están en íntima relación con el nervio maxilar superior.es el más importante. por el arco orbitario del frontal y por las do apófisis orbitariasdel mismo hueso. es importante hacer notar que esta comunicación no es más que relativa. el reborde orbitario esgrueoy muy resistente. por encima de él se halla el arcociliar. no presenta ningún interés desde el punto de vista anatomoquirúrgico. vestigios del músculo orbitario que se encuentra en gran número de mamíferos. la hendidura . . apenas visible. por el borde anterosuperíordel hueso malar. los cuales envían prolongaciones desde la cavidad orbitaria a la fosa cigomática temporal. Resulta igualmente de esta disposición que el globo ocular se halla menos protegido y. el agujero óptico. que son delgadas y frágiles. llamado también arco orbitario. envía al malar. Por esta extremidad ensanchada se introduce la aguja destinada a arrastrar la sierra de cadena en el tiempo de la resección del maxilar superior que consiste en separar este hueso del malar. está formada: por arriba. BASE. VÉRTICE.El borde inferoexterno de la órbita está ocupado en gran parte por la hendidura esfenomaxilar. rnásconocida con el nombre de reborde orbitario. por la apófisisacendente del maxilar superior . D. pone en comunicación la cavidad orbitaria con la fosa cigomática y con la fosa temporal. locual significa que los bordes superior e interno rebasan a los bordes inferior y externo. La hendidura esfenomaxilar. Los abscesosy flemones respetan por lo regular esta barrera fibrosa. No sucede lo mi mo con respecto a los tumores. 2 8 9). es más vulnerable por abajo y por fuera que por arriba y por dentro.La base de la cavidad orbitaria. que también se conoce con el nombre de abertura facial de la órbita.c) Borde inferoexterno. cuya extremidad anterior. por dentro y abajo. la hendidura esfenomaxilar. y viceversa. En susdos tercios posteriores. B. así se evita casi con seguridad la abertura de la prolongación que elseno maxilar. en cuyo espesor se excava el seno frontal. cerrada por el periostio orbitario. por consiguiente. con lo ángulos redondeados. la hendidura se halla cerrada por el periostio que pasa formando puente por encima de ella (fig.

a) Aguiero y conducto ópticos. y convertirse entonces en un agente de destrucción o de compresión del nervio óptico. se halló una esquirla dentro del nervio óptico. incluso. rama del oftálmico. en muchos casos. después de incidir el borde adherente de los párpados y de rechazar el globo ocular. adosada a la apófisisclinoides. este último nervio se halla en inmediato contacto con el perios tio que reviste el borde superior de la hendidura. dos nervio tienen en su paso por la hendidura es fenoidal relaciones particularmente íntimas con el borde superior de esta hendidura: el patético y el motor ocular común. por un lado. por debajo de este último y también en relación íntima con la apófisisclinoide. del seno esfenoidal o de las célulasetmoidales .en el que sobresale una vez de cada tres (relaciones tanto más íntimas cuanto que la pared ósea e muy delgada. Desde el punto de vista operatorio. así como las venas oftálmicas. Este conducto (fig. los dos nervios lagrimal y frontal. cuya extremidad mayor fuera inferior e interna. por último. como sabemos. en la órbita. Tiene la forma de una coma. y por otro. En clínicaes fácil explorar el reborde orbitario a travésde ladelgada capa de las partes blandas que lo llegan a recubrir. 10). hasta es posible. El tejido óseo que forma el conducto óptico es relativamente frágil. el nervio nasal. por los que pasan los vasos y los nervios que van de la cavidad del cráneo a la órbita y. citado por C H A U V EL. Recordaremos con este motivo que: ) En la porción de la hendidura situada por fuera del anillo de Zinn se encuentran. la vena oftálmica superior. como sabemos. en la cavidad del cráneo. yendo de arriba abajo: la rama superior del motor ocular común. 5. por debajo y un poco por fuera de esta rama. da paso al nervio óptico y a la arteria oftálmica. yendo de fuera adentro. se encuentran. bien directamente. afectan a menudo a la hendidura esfenoidal. en un cas o de LARREY. y el patético. o sea de la parte másancha de la hendidura. la rama inferior del motor ocular común. 2 3). 29 0. Las relaciones que presenta a veces con una célula etmoidal y más a menudo con el seno esfenoidal (véase más adelante).que se distinguen del modo siguíente: una parte situada por fuera del anillo. Eíectivamente. El anillo de Zinn la div ide en tres partes. )A nivel del anillo de Zinn. de la órbita a la cavidad craneal.Esta hendidura. la atraviesan (fig. b) Hendidura esfenoidal. nos explican el que ciertas neuritisópticas pueden reconocer por causa una infección. el motor ocular externo .El agujero óptico es el orificio anterior de un verdadero conducto de 5 a 8 mm de largo yde 4 mm aproximadamente de ancho. viceversa.°Exploración y vía de acceso. explorar la parte anterior de las paredes orbitarias. Como vemos. hasta dehiscente en ocasiones). Esto nos explica la razón por la cual estos dos nervioson interesados con mayor frecuencia que los otro s en la fractura que sobrevienen en el compartimiento anterior del cráneo. deprimiendo los párpados con la pulpa del índice y rechazando ligeramente el globo ocular. se halla situada por fuera del agujero óptico. bien después de la resección temporal . Fractura del conducto óptico con destrucción o compreslón consecutiva del nervio es. comprendida entre el ala mayor y el ala menor del esfenoides. otra parte que corresponde al anillo mismo y otra parte situada por debajo.. las cuales. . Los nervios motores y sensitivos de la región orbitaria. . aunque sea ligera. que se abre. la cavidad orbitaria es accesible. ) Por debajo del anillo de Zinn se encuentra la vena oftálmica inferior. la patogenia de la atrofia del nervio óptico y de la ceguera que se observa a veces después de un golpe o de una simple caída sobre la región ciliar (C H A U V EL).esfenoidal. Puede fracturarse indirectamente por un traumatismo que actúe sobre la frente o sobre la ceja. por fuera de este ramo nervioso. .

para terminar. al seno esfenoidal (BERGH). . Añadiremos. a las células etmoidales.de la pared orbitaria externa. que por la cavidad orbitaria puede el cirujano penetrar en las cavidades o regiones próximas. abre un campo muy amplio para operar sobre la cavidad orbitaria ysu contenido. Este último procedimiento. Así la vía orbitaria da acceso al seno frontal. para ciertos cirujanos representaría hasta la vía de elección (ESCAT y su discípulo R. También puede dar acceso a la cavidad craneal. COUDANE). como hemos dicho ya. B ÉR IEL ha aconsejado practicar la punción de los espaciossubaracnoideos introduciendo el trocar por la hendidura e sfenoidal.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful