Está en la página 1de 22

Sobre movimientos campesinos

ehistoria regional en el Perú moderno:


Un comentario hihliografico•
José Deustua
Desde los años 1960 en el Perú se inició una intensa preocupación
por el estudio de los movimientos campesinos, tanto en la perspectiva con-
temporánea -la década de 1960 fue una época de agudas movilizaciones
campesinas- como en la dimensión histórica republicana. Dentro de esta
última, una de las fases que adquirió mayor interés fue la transcurrida entre
1900 y 1930. Sobre esta etapa de nuestra historia versaron los primeros tra-
bajos de Jean Piel, Wilfredo Kapsoli y Wilson Reátegui, José Antonio Flores
Marín y Rolando Pachas Castilla (Piel 1967; Kapsoli y Reátegui 1969; Flo-
res y Pachas 1973).
El artículo de J ean Piel fue una verdadera toma de conciencia de la
ceguera con que los diversos estudiosos del pasado peruano habían enfrenta-

* El presente comentario antes que ser exhaustivo, pretende destacar algunos estudios,
temas, corrientes historiográficas y autores que han escrito sobre los movimientos campe-
sinos y la historia regional en el Perú moderno, preocupado por un tópico que el autor ha
esbozado en otra parte (Deustua 1981 ). El lector notará, sin embargo, algunas ausencias
que no significan el desconocimiento o la poca importancia académica de aquéllas; por
consiguiente, este comentario no deja de ser un ejercicio bastante subjetivo.

No . 1, setiembre 1983 219


Crónicas B i b l i o g r á f i c a s - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - -

do la historia de los movimientos campesinos y también la condición del


indígena en el Perú moderño. Piel sostenía que, a diferencia de las rebeliones
indígenas de la época previa a la independencia nacional que sí habían mere-
cido una cierta atención, las ocurridas en el período republicano "ya no tie-
nen derecho al interés oficial de la historiografía criolla y son ignoradas por
la historiografía mundial". Daba el ejemplo de que, en los diez tomos de la
Historia de la República del Perú de Jorge Basadre, para los movimientos
campesinos sucedidos entre 1920 y 1930 apenas se dedicaban tres líneas. Y
sólo porque el impacto del movimiento campesino se reflejó en el debate par-
lamentario del Gobierno Central y en la prensa de Lima. Así, Piel alertaba
sobre la poca preocupación que había generado el estudio de los movimien-
tos campesinos republicanos, de los que sólo trataron algunos contemporá-
necs (Luis Felipe Aguilar. 1922; Luis E. Valcárcel, 1927; Abelardo Solís
1928; el mismo Jorge Basadre en sus obras más juveniles, 1929, .1931;
Ernesto Reyna 1930; etc.) y algunos pocos estudiosos posteriores (Antúnez
de Mayolo, Díaz Bedregal, Pino Gonzales).
Aparte de hacer este llamado de conciencia, Piel se dedicaba a la
investigación de uno de los movimientos campesinos ocurridos en esos años,
la sublevación rural de Tocroyoc de 1921. La comunidad pastora de Tocro-
yoc, según Piel , se encontraba aquejada de impedimentos para su desarrollo
económico (a través de la venta de sus lanas), para lograr su independencia
administrativa (sometida al dominio local de los vecinos principales de Yauri
y Ocoruro) y para mantener su libertad, fuera de la constante presión de las
grandes haciendas vecinas, también ganaderas. Finalmente, luego de algunas
gestiones legales de protesta y de organizarse previamente, donde el persone-
ro ele la comunidad Domingo Huarca (ex soldado y con estudios escolares)
jugó un papel fundamental, la sublevación se inició , tomándose la villa de
Ocoruro , capital del distrito . La respuesta gamonal, como en otros casos, no
fue poca: el asesinato de los líderes indígenas y el saqueo y destrucción de
sus bienes (chozas, ganado. mobiliario , herramientas, etc.).
El llamado de alerta de Piel tuvo fructíferos resultados. Por lo pron-
to . Jorge Basadre en su nueva edición de la Historia de la República del Perú
de los años 1968 - 1970, mucho más completa y amplia que la anterior,
aumentó el tratamiento dedicado a los movimientos campesinos, aparte de
referirse directamente a las insinuaciones de Piel. Pero sus efectos también se
vieron en una nueva línea de investigación y trabajo desarrollada en la Uni-
versidad Nacional Mayor de San Marcos, dentro del Seminario de Historia
Rural Andina , dirigido por Pablo Macera. Se comenzó a investigar, pues,
seriamente sobre la historia de los movimientos campesinos en el Perú mo-
derno.
En 1969, dos, en ese entonces, estudiantes de San Marcos, Wilfredo
Kapsoli y Wilson Reátegui , terminaron un largo estudio que sería su tesis de

220 Revista Andina Vol. 1


_ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ Deustua: Movimientos campesinos

Bachillerato, referido a LA Situación del Campesinado Peruano entre 1919 y


1930. Tres años después sería publicado como libro precisamente por el
Seminario de Historia Rural Andina (Kapsoli y Reátegui 1972).
Utilizando principalmente la documentación del Patronato de la
Raza lnd ígena de Lima, el libro de Kapsoli y Reátegui pretende reconstruir
la condición del campesinado peruano durante el segundo gobierno de
Augusto B. Legu ía (1919-1930). Si bien lo realiza de manera general, el
análisis no llega a convencer totalmente. El capítulo dedicado a los movi-
mientos campesinos trata tres casos relatados con bastante minuciosidad: el
de Huancané (Puno), La Mar (Ayacucho) e lea ocurridos hacia 1923. Pero
también el relato es expositivo antes que interpretativo. La información que
contiene es, sin embargo, abundante y me atrevería a sostener que el texto
constituye, todavía ahora, una valiosa materia prima para acercarse al proble-
ma del campesinado peruano en las primeras décadas del presente siglo.
Los autores han seguido preocupados por el tema y han continuado
investigaciones sobre el camp~sinado más allá de este marco temporal y más
allá de sus iniciales motivaciones juveniles. Kapsoli realizó luego un nuevo
trabajo sobre los movimientos campesinos, esta vez de Cerro de Paseo, entre
1880 y 1963 (Kapsoli 1972 -1975 -- ); y Reátegui sobre las características
empresariales, las relaciones de explotación agropecuaria, de circulación y los
movimientos y la protesta campesina en la hacienda Lauramarca en Ocongate
(Cusco) a lo largo de casi todo el siglo XX (Reátegui 1974 -1977- ). De es-
ta forma ambos autores, actualmente respetados profesores de la-Universidad
de San Marcos, habían sentado hacia mediados de la década de 1970 una
base bastante importante para el estudio de los movimientos campesinos en
el Perú moderno y, en general, de la historia rural del país, continuando así
la línea que el propio Pablo Macera había comenzado a trazar con sus pione-
ros estudios sobre la hacienda agrícola en el Perú colonial y republicano
(Macera 1966, 1968, 1971 y cfr. también 1977).

Es, de igual modo, en este contexto, que se comenzó a editar la revis-


ta Campesino. Un grupo de jóvenes profesores y estudiantes de las universi-
dades de San Marcos y Ricardo Palma empezaron a laborar en la redacción de
esta publicación que, entre otras cosas, contenía artículos históricos sobre
movimientos campesinos (como el de Valladares y Piel sobre la sublevación
de Atusparia , y el de Rengifo sobre el líder Ezequiel Urviola y Rivero, repro-
ducidos luego en un nuevo libro de Wilfredo Kapsoli: 1977), sobre la hacien-
da y la estructura agraria, y también una nutrida infonnación sobre la condi-
ción actual del campesinado peruano. que vivía entonces el proceso de
Reforma Agraria implementado por el gobierno del general Juan Velasco
Alvarado . Entre 1969 y 1972 aparecieron cinco números, luego su edición
se hizo más espaciada continuando hasta aproximadamente 1977, de donde
data un séptimo número. Ya para entonces el animador de la revista era

No. 1 , setiembre 1983 221


Crónicas B i b l i o g r á f i c a s - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - -

Antonio Rengifo que , justamente en el número séptimo, publicó un artículo


sobre Teodomiro Gutíérrez Cuevas, Rumi Maqui , líder campesino de las
sublevaciones puneñas de comienzos de siglo (Rengifo 1977).
Dentro de la recopilación de esta , hasta entonces, ignoraóa historia
de los movimientos campesinos, hacia 1970 otros dos ex alumnos de la sec-
ción de Historia de la Universidad de San Marcos recogieron toda la inform a-
ción contenida en el diario El Comercio de Lima para establecer una seria-
ción de los conflictos campesinos, movimientos obreros rurales, bandoleris-
mo y huelgas en el Perú del siglo XX. Así, José Antonio Flores Marín y
Rolando Pachas publicaron también en el Seminario de Historia Rural Andi-
na sus Luchas campesinas en el Perú: 1900-1920 (Flores y Pachas 1973),
que luego aumentarían en un segundo volumen para los sucesos ocurridos en-
tre 1881 y 1900 (Flores y Pachas 1977 ). Ambos trabajos son más un con-
junto de fichas y cuadros, antes que una obra interpretativa o discursiva. De
todos modos se seguía acumulando material para la obra de síntesis global
sobre los movimientos campesinos en el Perú moderno , que aún se espera.
El trabajo de Flores y Pachas nos permite comenzar a introducir el
problema de la región dentro del análisis de los movimientos campesinos. De
acuerdo a sus evidencias, y utilizando como única fuente documental las
noticias recogidas en las páginas del diario El Comercio de Lima, las estadísti-
cas departamentales más importantes sobre movimientos campesinos entre
1900 y 1920 serían las siguientes :

Departamento Número de Movimientos


Campesinos l
Puno 27
Junín 22
Huánuco 15
Apurímac 12
Cusco 10
Ancash 9

Fuente : Flores y Pachas 1973

Si agrupásemos a los departamentos por regiones, tendríamos que casi todos


los movimientos ocurrieron en las regiones central y sur del país en las si-
guientes proporciones :
Región del Sur Andino (Puno, Apurímac, Cusco) 49
Región de la Sierra Central (Junín, Huánuco, Ancash) 46

El promedio, de acuerdo a estas estadísticas, es muy grande, más de dos


movimientos campesinos por año en cada región, lo que constituye un estado

222 Revista Andina Vol. 1


_ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ Deustua: Movimientos campesinos

de agitación que no se percibe en el período anterior, 1880-1900 (compáre-


se Flores y Pachas 1973 con Flores y Pachas 1977). Esta situación explicaría
por qué en la producción siguiente sobre los movimientos campesinos y so-
bre la historia regional peruana, la mayor parte de los estudios se hayan refe-
rido especialmente a las regiones de la sierra central y del sur andino, descui-
dándose la franja costera , la ceja de selva y la sierra norte.
Así, los estudios sobre los movimientos campesinos han seguido suce-
diéndose. Jean Piel, luego de su artículo sobre Tocroyoc, publicó otro sobre
el problema de la tierra en el Cusco entre fines del siglo XIX y comienzos del
XX (Piel 1970) y, finalmente, un estudio más general -y tal vez por ello
menos consistente- sobre el desarrollo del capitalismo agrario en el Perú
(Piel 1975). Kapsoli ha publicado un libro general sobre los movimientos
campesinos en el espacio peruano entre 1879 y 1965 (Kapsoli 1977), donde,
por ejemplo , no se hace mención a los tremendamente importantes ocurridos
en el valle de La Convención entre finales de la década de 1950 y comienzos
de la de 1960, aunque -en descargo - habría que decir que su intención era
rescatar movimientos campesinos olvidados , mientras que los de La Conven-
ción habían merecido una serie de trabajos (por ejemplo, Craig 1968, Neira
1968 , Blanco 1972, Fioravanti 1976). Además , también ha publicado un
estudio sobre el pensamiento de la Asociación Pro- Indígena, una institución
indigenista de comienzos del siglo XX (Kapsoli 1980). Reátegui, por último ,
ha editado una compilación de documentos sobre la historia del campesinado
peruano en el siglo XX (Reátegui 1978) y realizado un estudio con Manuel
Burga sobre una casa comercial que operaba en el mercado regional del sur
andino en las tres primeras décadas de la presente centuria (Burga y Reátegui
198 l ).
En 197 6 Alberto Flores Galindo intentó hacer un primer balance so-
bre lo realizado hasta el momento , incluyendo movimientos campesinos des-
de el siglo XVI hasta los de la década de 1960 (Flores Galindo 1979). Ya en-
tonces podía percibirse que la producción historiográfica sobre los movi-
mientos campesinos en el Perú moderno era sumamente rica. Pero en la últi-
ma década se ha incrementado aún más, por lo que la lista de los estudiosos
sobre estos temas y las nuevas perspectivas que se han abierto lo han conver-
tido en un campo muy vasto.
El libro general de Kapsoli sobre los movimientos campesinos en el
Perú (Kapsoli 1977) resulta representativo porque, aparte de su propio texto
(pp. 9 - 144), agrega otros ensayos de diferentes autores que nos muestran
esta mayor diversidad de trabajos que se estaban emprendiendo sobre los mo-
vimientos campesinos del Perú moderno. Así, aparte de un extracto del estu-
dio de Reátegui sobre Lauramarca, de un artículo de Valladares y Piel sobre
la sublevación de Atusparia y de otro de Rengifo sobre el líder campesino
Ezequiel Urviola y Rivero , ya mencionados, se incluyen textos de Flores
Galindo sobre los movimientos campesinos en el sur andino entre 1895 y
1930, de Burga sobre los del valle costeño del J equetepeque en el siglo XX y

No . 1, setiembre 1983 223


Crónicas Bibliográficas

de Manrique sobre los del valle del Perené en la ceja de selva, sobre todo de
colonos, entre las décadas de 1940 y 1950 (Kapsoli 1977: 14 7- 300). Ade-
más, mereció un agudo comentario de José Manuel Mejía , uno de los princi-
pales estudiosos peruanos de la Refonna Agraria, que hacía hincapié en las
carencias y, por tanto , en las futuras tareas a realizar para "devolver a la con-
ciencia colectiva de la población campesina lo mejor de su historia" (Mejía
1978). Es , pues, este libro una buena excusa para intentar una reflexión.
Desde una perspectiva de conjunto , los estudios sobre los movimien-
tos campesinos del Perú moderno se encontraban todavía en la fase de la
recopilación en el doble sentido de la palabra: es decir, corno recopilación de
información sobre los movimientos ocurridos y corno reconstrucción de los
sucesos. Casos como el de la sublevación de Juan Bustarnante, acaecida en
las provincias de Puno , Lampa, Huancané y Azángaro entre 1866 y 1868 ,
son representativos. Emilio Vásquez le ha dedicado un libro completo, a
veces algo lírico , donde ha recogido una cuantiosa información (Vásquez
1976); pero luego de leído uno queda aún impreciso en lo que respecta a
la lógica de los acontecimientos. Una explicación de esta carencia descan-
sa en el hecho de que la reconstrucción de los sucesos sólo puede ser alcan-
zada desde la perspectiva de los grupos sociales dominantes (hacendados ,
autoridades políticas, gamonales, etc.), porque sólo ellos fueron los que
tuvieron acceso a los medios de comunicación, a la infonnación , la escritura.
La reconstrucción de los movimientos campesinos, desde el punto de vista
de los mismos campesinos, es una tarea mucho más compleja que demanda
apelar a la tradición oral y a otros mecanismos y técnicas de recolección de
infonnación que no son los de uso común para el historiador. Jean Piel ha-
cía notar algo de esto en su estudio sobre Tocroyoc, Mejía en el comentario
al libro de Kapsoli, y también Alberto Flores Galindo en la introducción a un
trabajo colectivo de recopilación de la memoria histórica de los trabajadores
agrícolas de la caña de azúcar de Lambayeque (Flores Galindo, Deustua,
Francke, Gobitz, lndacochea, Marco, Marreros y Pallete 1977).
En este sentido, la labor de la Historia debe apelar a técnicas y méto-
dos desarrollados por otras disciplinas de las Ciencias Sociales. Asimismo, el
trabajo que se realice en lo preferible deberá ser colectivo, utilizando los re-
cursos teóricos y metodológicos que nos brindan, por ejemplo , la Antropolo-
gía o la Sociología. Un estudio bastante valioso al respecto es el de Tristan
Platt sobre la relación entre los ayllus del grupo étnico macha en el norte de
Potosí y el Estado boliviano a lo largo de los siglos XIX y XX (Platt 1982).
Platt , un antropólogo fonnado en Londres y también - tal vez valdría decir
sobre todo- dentro de los macha, ha querido reconstruir la historia de esta
relación, especialmente en lo que se refiere al pago del tributo como fonna
de legitimación del acceso colectivo a la tierra por parte de los campesinos
indígenas, desde el punto de vista de los ayllus. Haber pasado una buena
cantidad de tiempo entre los macha le ha permitido captar su propia percep-
ción del mundo y, por ello, reconstruir este conflicto secular por la tierra y

224 Revista Andina Vol. 1


_ __ __ _ __ _ _ _ _ __ _ __ __ Deustua: Movimientos campesinos

el tributo en Bolivia a través de lo que entienden los macha de este asunto .


Exagerando , se trataría de una historia etnocéntrica al revés, es decir, de un
etnocentrismo andino .
Pero volvamos al libro de Kapsoli donde, como decíamos, se perciben
las distintas direcciones que estaban tomando los estudios de los movimien-
tos campesinos hacia mitad de la década de 1970. La fase de recopilación va
dejando paso a un nuevo momento en que se busca encuadrar los movimien-
tos campesinos dentro de un marco de estudio más amplio. Es necesario pro-
fundizar en esta línea de trabajo para pasar de la recopilación a la síntesis, a
la interpretación teórica de los movimientos campesinos, que implique su
vinculación con otros temas desarrollados por diversas especialidades de la
Historia y del resto de las Ciencias Sociales. Ciertamente, la historia de los
movimientos campesinos es indesligable de la historia rural, de la historia de
la estructura agraria peruana, de la existencia de mercados regionales internos
que componen el espacio nacional y, de la evolución de los ciclos y las fluc-
tuaciones económicas más generales. Igualmente, la historia de los movi-
mientos campesinos es indesligable de otros fenómenos que ocurren total-
mente al margen del mundo rural, pero cuyas repercusiones se dejan sentir en
él. Fenómenos que, por ejemplo en la coyuntura 1900-1930, tenían rela-
ción casi directa con la agitación campesina que conmovió el sur andino en
esos años. Me refiero en especial a los conflictos políticos a nivel del Estado
o del Gobierno Central, a la caída de la República Aristocrática y el estable-
cimiento del Oncenio de Leguía (1919-1930) y, a los cambios en la compo-
sición del poder local. Así, finalmente , la historia de los movimientos cam-
pesinos tampoco es indesligable de la historia de corrientes ideológicas o de
intelectuales cuya prédica tiene como tópico al campesino indígena peruano
(Deustua 1981) y cuyo mensaje y debate ideológico, aparte de suscitar polé-
mica, se expandió por diversos grupos sociales del país integrando al campesi-
nado dentro de una problemática más amplia que abarca la cuestión de la
existencia de la nación misma (Alfajeme, Degregori, Francke, Valderrama
1978). Me estoy refiriendo al desarrollo del pensamiento indigenista en el
Perú (Tamayo Herrera 1980, 1981 , 1982; Valcárcel 1981).
Con respecto a la primera problemática, ya desde los años 1970 se
comenzó a enfrentar, seriamente, dentro de la joven historiografía nacional,
el estudio de la historia rural, de la estructura agraria peruana, en relación a
los movimientos campesinos. En el ya citado libro de Kapsoli ( 1977), dos
artículos recopilan y reconstruyen movimientos campesinos o la biografía de
líderes indígenas (el de Piel y Valladares, el de Rengifo), pero otros tres (los
de Burga, Flores Galindo y Manrique) apelan a la síntesis, es decir, buscan
interpretar los movimientos en un contexto más amplio, como un producto
de la evolución de la estructura agraria en diversos valles de la costa y ceja de
selva peruana o como resultado de la evolución de'un circuito de producción
mercantil , el de las lanas en el sur andino, y sus efectos sobre la expansión de
la propiedad terrateniente.

No. 1, setiembre 1983 225


Crónicas B i b l i o g r á f i c a s - - - - - - - - - - - - - -

El artículo de Manuel Maniique es parte de un estudio más general


sobre la penetración del capital inglés (The Penwian Corporation Ltd. ) en el
valle del Perené, fruto de las concesiones que logró desde la celebración del
Contrato Grace, algunos años después de terminada la guerra con Chile
(1879 - 1883) (Manrique 1972). Del mismo modo, el de Manuel Burga es
parte de un largo y minucioso estudio sobre la evolución de la estructura
agraria en el valle del Jequetepeque desde el siglo XVI al XX, es decir. desd e
que aparece la encomienda española entre 1534 y 1593 , hasta que se consoli-
da la hacienda capitalista en la zona entre 1904 y 1962 (Burga 1976).
El trabajo de Burga es producto de una investigación de muy largo
aliento . Miembro también del Seminario de Historia Rural Andina desde los
años 1965--1966 y de las aulas de la Universidad de San Marcos, de la que
hoy en día es también un destacado profesor, comenzó a recoger materiales
para su estudio de la hacienda Talambo en 1970. Casi cuatro años después, a
finales de 1973, se graduaba en París presentando una tesis doctoral sobre la
región más amplia: La. va/lée du Jequetepeque. En 1976, "a la luz de una
nueva documentación", se publicó una nueva versión de la investigación , esta
vez en español , que en lo fundamental mantenía la estructura de la original.
Es de esta obra global, que analiza detalladamente los cambios que ha sufrido
la estructura agraria en el valle del J equetepeque desde la invasión española
(despoblación indígena , aparición de la encomienda, de la propiedad agraria
religiosa, de los enfiteutas criollos y de los comienzos de la agricultura mer-
cantil en Lurifico en el siglo XIX) hasta la consolidación de la hacienda capi-
talista (debido a la existencia de un nuevo tipo de crédito agrícola, de técni-
cas productivas, cultivo del arroz, desarrollo del mercado interno, proletari-
zación y asalarización de la mano de obra y el desarrollo de un mercado de
fuerza de trabajo libre), que desprende el artículo sobre los movimientos
campesinos que, de manera breve, expone primero en 1976 en un seminario
sobre La. Investigación en Ciencias Sociales en el Perú (1979 : 242-245) y,
luego, más ampliamente en el libro de Kapsoli (1977 : 229 - 242).
El artículo de Alberto Flores Galindo es también el resultado de una
investigación de más extensas dimensiones. Si bien en él se establece un con-
traste entre la oligarquía arequipefía y los movimientos campesinos entre
189 5 y 1930, el estudio general , de donde procede, es un trabajo destinado a
desentrañar la evolución de larga duración del mercado regional del sur andi-
no entre los siglos XVIII y XX, cuyos centros de articulación cambiaron des-
de el Cusco hasta Arequipa junto con el contenido económico de este merca-
cado: la minería, haciendas y obrajes en el siglo XVIII, la exportación de las
lanas desde la década de 1860 (Flores Galindo 1977). La investigación se
realizó desde antes de 1976 en la Universidad Católica de Lima que, precisa-
mente en ese año, publicó una versión preliminar del trabajo (Flores Galindo
1976). En los años siguientes, conformando un equipo de investigación con
Teresa Oré y Orlando Plaza, se continuó con la labor, reflexionando sobre las
virtudes del concepto de oligarquía para caracterizar a la clase dominante

226 Revista Andina Vol. 1


_ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ Deustua: Movimientos campesinos

peruana, particularmente a la arequipeña, y sobre la importancia del capital


comercial en la articulación y subdesarrollo de la región sur andina (Flores
Galindo, Oré, Plaza 1978).
Estas últimas referencias, así como los artículos de Manrique, Burga
y Flores Galindo en el libro de Kapsoli, muestran, pues, que los enfoques se
hacían cada vez más amplios, desarrollándose, entonces, problemáticas que
iban más allá del estudio particular de cada movimiento campesino. Una de
éstas fue la de la región y su historia, en la perspectiva de la conformación
del espacio nacional. La vinculación teórica que existió entre uno y otro te-
ma apelaba a las características precapitalistas del país y al siguiente razona-
miento implícito. A lo largo de su historia, el Perú había sido un país rural ,
donde sus masas campesinas componían la mayor parte de su población. Se
hacía , por tanto , indispensable estudiar sus movilizaciones sociales. Sin em-
bargo , también el Perú era una "nación en formación" que se componía de
una serie de espacios regionales desarticulados entre sí, pero, a su vez, con
una abigarrada cohesión interna. Había, pues, que investigar sobre la región
como un problema para la formación de un mercado interior que fuese la
base del desarrollo nacional. La problemática regional no era, entonces,
ajena a la dé la formación del mercado interno.

DE LOS MOVIMIENTOS CAMPESINOS A LA HISTORIA REGIONAL

El economista Baltazar Caravedo, así como Efraín Gonzales de Olar-


te (1982), es uno de los investigadores de la problemática regional en el Perú.
Pero, a diferencia de Efraín Gonzales que no considera en el análisis la pers-
pectiva histórica, Caravedo precisamente se ha preocupado por estudiar esta
dimensión del problema, reconstruyendo la evolución regional del país por lo
menos en el siglo XX (Caravedo 1979a). En un artículo de 1979 sobre los
descentralistas arequipeños, discutió la formulación de Flores Galindo, Oré
y Plaza sobre la oligarquía, postulando que no permitía entender las contra-
dicciones dentro de la clase dominante peruana. Para él, la fracción arequi-
peña había enfrentado a la limeña y a los agro-exportadores de la costa nor-
te en la crisis de 1930-1931, donde habría existido una virtual guerra civil
y gobiernos paralelos en Lima y en el Sur (Caravedo 1979b ). Previamente,
Caravedo había hecho trabajos sobre el contexto regional del Sur entre 1930
y 1950, y su incidencia en el desarrollo de la burguesía arequipeña, que llegó ,
de nuevo , a enfrentar al Estado peruano durante el gobierno del general
Manuel A. Odría (1948-1956) (Caravedo 1978). En este último libro, ade-
más, comenzó a tratar la problemática de la existencia de bloques regionales
de clase, perspectiva que también era asumida por Luis Miguel Glave (Glave
1979). Recientemente, Caravedo ha vuelto a incidir en el tema regionalista
con un trabajo sobre el problema del descentralismo en el Perú (Caravedo
1983 ).

No. 1, setiembre 1983 227


Crónicas B i b l i o g r á f i c a s - - - - - - - - - - - - - -·- - - - - - - - -

Los planteamientos de Caravedo , sobre todo en lo que se refiere a las


dimensiones de la crisis de 1930-193 l , fueron cuestionados por José Luis
Rénique quien no sólo hizo una investigación regionalista tratando específi-
camente sobre el movimiento descentralista arequipeño y la crisis de 1930,
sino que en otro artículo, en donde sintetizaba las principales conclusiones
de su anterior trabajo , contradecía los argumentos de Caravedo con fuentes
documentales y testimonios al respecto (Rénique 1979a y 1979b ). Para
Rénique, ni el movimiento descentra lista era un fenómeno orgánico, ni como
representantes de la burguesía arequipeña en 193 l enfrentaron amenazadora-
mente .al Estado peruano. Según su versión, el movimiento de febrero-marzo
de 193 l fue , más bien, un levantamiento militar que usó a los descentralistas
como sus propagandistas e ideólogos, al carecer de formulaciones generales
que englobasen la protesta exclusivamente castrense. El ascenso de David
Samanez Ocampo al poder, del mismo modo , fue antes un gesto individual
que la culminación de un proceso social que puso en la silla de Pizarro a un
representante de los descentralistas sureños.
Al debate se han añadido otros aportes : las investigaciones de Fran-
cisco Villena sobre el partido liberal arequipeño a comienzos del siglo XX ; las
de Víctor Colque sobre el sindicalismo de la región ; y las de Juan Guillermo
Carpio sobre el papel de Arequipa dentro de los levantamientos regionalistas
que se producen durante buena parte de la historia peruana republicana
(Villena 1978 y 1979 ; Colque 1976 ; y Carpio 1982).
Otra expresión de los estudios que abordan la problemática regional,
vinculándola, además, directamente al desarrollo de los movimientos campe-
sinos, son los trabajos del antropólogo Rodrigo Montoya sobre la articula-
ción del capitalismo y el no capitalismo en el Perú del siglo XX (Montoya
1980). Montoya, en un libro recargado de datos y de referencias marxistas
no siempre felices, propone la existencia de nueve posibles ejes regionales
que habrían existido en el Perú entre 1870 y 1940, a través de los cuales se
habría desarrollado el capitalismo mercantil en el país, articulándose con for-
mas de vida y producción no capitalistas (haciendas, comunidades, campesi-
nos, parcelarios, etc.). El grueso de su estudio se refiere, sin embargo, a uno
de estos ejes (Lima-Acarí- Puquio- Andahuaylas), dond e se combinaba la
actividad de empresas capitalistas com erciales y productivas extranjeras o
nacionales de Lima , con agencias de transporte marítimo, arrieros del inte-
rior, hacendados "semi burgueses", hacendados "semi feudal es" , campesinos
parcelarios y siervos, en la producción y circulación de una serie de bienes,
sobre todo de ganado vacuno.
El trabajo de Montoya resulta, asimismo , interesante porque el análi-
sis regional no sólo tiene como fin auscultar todos estos mecanismos de ar-
ticulación económica, sino también explicar los movimientos campesinos que
entre 1960 y 1977 llegan a ganar la "batalla" por la tierra contra la clase
terrateniente. Esta fue, justamente, la pregunta original que Monto ya se pro-·
puso resolver con su trabajo de investigación. Pregunta que inicia el texto de

228 Revista Andina Vol. 1


_ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ Oeustua: Movimientos campesinos

la obra matriz de la que se desprenden sus otras publicaciones: su tesis docto-


ral presentada a la Universidad de París en 1977 (Montoya 1977). La moti-
vación primigenia del análisis era, pues, entender en la perspectiva histórica y
regional los movimientos campesinos de los años 1960, generando una inter-
pretación que iba más allá de los movimientos mismos, hasta el punto que
adquirió autonomía la problemática de la articulación de distintas formas de
producción en un eje regional. Tema que es el sustento de una ponencia pre-
sentada al V Simposio de Historia Económica de América Latina realizado en
Lima en 1977, de un artículo publicado poco después (Montoya 1978) y de,
finalmente, su libro ya mencionado (Montoya 1980).
La importancia y relación que adquirieron los temas de los movi-
mientos campesinos y de la región como perspectiva de análisis y de evolu-
ción histórica del país , puede ejemplificaFse en los últimos contenidos de la
revista Al/panchis. El número doble 11-12 de 1978 fue dedicado al estudio
de los movimientos campesinos, contándose con artículos de Lorenzo Huer-
tas, Scarlett O'Phclan, Christine Hünefeldt, Humberto Rodríguez, Nelson
Manrique, Wilfredo Kapsoli, Manuel Vasallo, Gerardo Rénique, Ricardo Cla-
verías, Alberto Flores Galindo y Abdón Palomino. El siguiente número, el
13 del año 1979, a su vez, se dedicó al problema de la región y el regionalis-
mo con artículos de José Tamayo Herrera, Baltazar Caravedo, José Luis
Rénique, Francisco Durand, David Slater, Julio López Mas y Silvia Rivera.
Dos han sido las regiones privilegiadas por la atención de los estudio-
sos, en donde, además, se ha vinculado la perspectiva regional con el desarro-
llo de los movimientos campesinos en la historia del Perú moderno: la sierra
central y el sur andino.
Sobre la región y los movimientos campesinos en la sierra central,
particularmente en el caso de Cerro de Paseo, ya hemos mencionado el libro
de Wilfredo Kapsoli (1975). Podríamos agregar, asimismo, el trabajo de Juan
Sánchez sobre las empresas de la familia Fernandini (Sánchez 1979). Aparte
de ellos, existen los trabajos, mayormente referidos al valle del Mantaro, de
Giorgio Alberti y Rodrigo Sánchcz, Carlos Samaniego, Gerardo Rénique,
Víctor Caballero , Nelson Manrique, Florencia Mallon, etc.
Alberti y Sánchez del Instituto de Estudios Peruanos hicieron una
investigación sobre la descomposición del poder tradicional en la zona a lo
largo del siglo XX, considerando los casos de cinco comunidades campesinas:
Mito , Pucará , Cajas, Yanamarca y Tingo (Alberti y Sánchez 1974 ). Samanie-
go, de igual manera , redactó una extensa tesis doctoral sobre la diferencia-
ción social y los movimientos campesinos en la sierra central del Perú (Sama-
niego 1974). Rénique, trabajando desde el Archivo del Fuero Agrario y, lue-
go , desde el Taller de Estudios Andinos de la Universidad Nacional Agraria,
escribió una serie de trabajos, incluyendo la publicación de documentos,
referidos a la actividad ganadera, sus empresas económicas (en especial la
Sociedad Ganadera del Centro), y a los movimientos campesinos de la sierra
central a través del siglo XX (Rénique 1977a, 1977b, 1978 , 1979a y 1979b).

No. 1, setiembre 1983 229


Crónicas B i b l i o g r á f i c a s - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - -

Caballero se preocupó primero por la hacienda Conocancha y, más tarde, por


la Sociedad Ganadera de Junín y la Cerro de Paseo Corporation que se ex-
pandió en la zona, desde comienzos del presente siglo, a costa de la tierra de
las comunidades, las que también se vieron afectadas por los efectos suma-
mente nocivos de los humos de la fundición metalúrgica de La Oroya, pro-
piedad de la empresa norteamericana (Caballero 1976, 1979 y 1981 ). Manri-
que inició una investigación sobre el desarrollo del mercado interior en la
sierra central en el siglo XIX, pero después desembocó en la coyuntura de
crisis de la guerra con Chile (1879 - 1883), a la que iba a dedicar varios ar-
tículos y un voluminoso libro , producto de una tesis de Maestría , en donde
discute el problema de la participación campesina en la conflagración bélica.
a través de guerrillas indígenas (movimientos campesinos) que asumieron un
comportamiento nacional (Manrique 1978a, 1978b , 1978c, 1979 y 1981).
Mallon desarrolla primero un esbozo de las relaciones entre minería y agricul-
tura en el siglo XIX para diseñar las características de la clase dirigente regio-
nal, luego escribe un artículo sobre las vinculaciones entre comunidades y
haciendas en el valle de Yanamarca, sobre el que finalmente redacta una
gruesa tesis doctoral dedicada a estudiar la pobreza de los campesinos de la
zona , afectados por las relaciones mercantiles y la evolución de las diversas
fases del capitalismo en la región entre 1860 y 1940 (Mallon 1977 , 197 8 y
1980). En los momentos en que el debate entre Heraclio Bonilla, Henri
Favre y Nelson Manrique sobre la participación indígena en la guerra con
Chile se agudizó , Mallon escribió también un artículo avalando la existencia
de una conciencia nacionalista de los campesinos que se movilizaron en esa
conflictiva coyuntura de crisis (Mallon 1981, los puntos de vista de Bonilla y
Favre en Bonilla 1977 , 1979a y 1979b y Favre 1975).
Sobre la historia regional del sur andino en el Perú republicano y su
relación con los movimientos campesinos, aparte de los textos ya citados de
Flores Galindo (1977), Flores Galindo, Oré y Plaza (1978) y Montoya
(1980), existen una serie de trabajos más como los de Appleby, Burga y
Reátegui, Orlove, Glave, Aramburú, Jacobsen, Giraldo y Liria Franch ,
Hazen , Tamayo Herrera, etc.
Gordon Appleby se preocupa por estudiar la evolución de los siste-
mas de mercado regionales en Puno entre los siglos XIX y XX, que trans-
curren desde las ferias anuales , el comercio dominical -desde la llegada del
ferrocarril a la zona-, hasta el desarrollo intenso de los mercados urbanos y
la aparición de los mercados rurales de la actualidad; es decir, según su propia
terminología, desde un sistema dendrítico hasta el sistema de mercadeo inte-
grado (Appleby 1978, 1979). Burga y Reátegui escriben un minucioso traba-
jo sobre las operaciones de compra- venta de una casa comercial, la casa
Ricketts, en el mercado regional sureño entre 1895 y 1935 . De este modo
pueden evaluar la importancia del capital mercantil en su articulación con las
unidades productivas (haciendas, comunidades), a través de la acción de los
rescatistas de lanas , en las diversas fases por las que atraviesa la región de

230 Revista Andina Vol. 1


_ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ Deustua: Movimientos campesinos

acuerdo a las coyunturas de expansión, crisis e inestabilidad de la actividad


mercantil en la zona (Burga y Reátegui 1981 ). De igual forma, Benjamín
Orlove realiza un trabajo más bien antropológico y contemporáneo sobre las
relaciones entre comunidades y haciendas con el comercio lanero, en el con-
texto del desarrollo de la economía de exportación en la sociedad regional
del sur peruano (Orlove 1974a y 1974b). Luis Miguel Glave, investigador del
Centro de Estudios Rurales Andinos Bartolomé de Las Casas, a la inversa,
desde una perspectiva de larga duración , se plantea los problemas de una his-
toria regional para el caso del Cusco, viendo su evolución desde la época co-
lonial, donde existían fuertes vínculos a través del comercio de azúcar, coca,
granos, frutas , lanas, telas, carne y cuero, con el mercado interno colonial,
cuyo eje era Lima-Potosí ; la desintegración de estos mismos vínculos, perci-
bida a través de un indicador, la renta de la tierra, y la nueva situación y el
nuevo regionalismo surgido en los siglos XIX y XX (Glave 1983 ). Aramburú,
a su vez, realiza un pequeño estudio monográfico sobre las características
económicas y la evolución de la hacienda Picotani en Azángaro (Puno)
(Aramburú 1979).
Sobre la misma zona de Azángaro existen dos trabajos más. El de
Nils Jacobsen sobre la evolución de la tenencia de la tierra y la estructura
agraria en la región , quien recientemente ha terminado una voluminosa tesis
sobre el tema , presentada en la Universidad de California, Berkeley, pero cu-
yos avances se pueden ver en un artículo publicado en la revista Makaya de
Puno (1976). Precisamente a partir de su investigación, Jacobsen criticó un
artículo de Karen Spalding sobre la estructura de clases en la sierra peruana
entre 17 50 y 1920 (Spalding 1977; Jacobsen 1978) y, luego, de manera exa-
geradamente dura, el libro de Manuel Burga y Wilson Reátegui sobre la casa
Ricketts (Burga y Reátegui 1981 ; Jacobsen 1982); esta úitima crítica, escrita
con el fin de avalar sus propias hipótesis de trabajo. Por último, Martha Gi-
raldo y Ana Liria Franch, en una tesis de Maestría presentada en la Universi-
dad Católica de Lima, han estudiado también la evolución de la propiedad de
la tierra en Azángaro entre 1850 y 1920, pero, sobre todo, la acción del ga-
monalismo con el fin de referirse luego a los movimientos campesinos de
comienzos de siglo (Giraldo y Liria Franch 1979).
Por su parte, Dan Hazen Chapín ha dedicado una extensa tesis docto-
ral a analizar la evolución de Puno en el siglo XX, tanto desde la perspectiva
de las políticas públicas aplicadas como en todo lo que se refiere a los medios
educativo- culturales que podrían ser un mecanismo para lograr la integra-
ción del campesinado en la dinámica nacional (Hazen 1974). Al respecto,
José Tamayo Herrera ha realizado también una serie de trabajos de orden
ideológico- cultural sobre la zona, referidos al indigenismo cusqueño en la
larga duración, pero los ha combinado con otros estudios de carácter social ,
en especial sobre la historia del Cusco republicano (Tamayo Herrera 1978 y
1980). Su último libro , justamente, mezcla ambas dimensiones en un solo
relato que, por lo mismo , a veces resulta desarticulado, ya que el texto con-

No. 1, set iembre 1983 231


Crónicas Bibliográficas - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - -

tiene una primera parte sobre la larga evolución de la historia económico-


social puneña, mayormente escrita basándose en fuentes secundarias locales ;
una segunda sobre el latifundismo , gamonalismo y los movimientos campesi-
nos de la región; y una tercera, mucho más rica en la acumulación de infor-
mación inédita, sobre el indigenismo puneño (Tamayo Herrera 1982).
Tamayo Herrera es el autor que mayor información ha logrado reco-
ger y ordenar sobre el indigenismo en el sur andino. Sin embargo, su marco
conceptual de análisis todavía se ubica dentro de una historia de las ideas
bastante tradicional: presenta biografías de personajes para exponer luego
sus planteamientos ideológicos. Empero, en algunos capítulos de su Historia
del Indigenismo Cusqueño sugiere que se debe utilizar en el análisis el enfo-
que de las mentalidades, lo que en general en sus varios trabajos sólo realiza
tentativamente. Mejor fortuna ha tenido introducir esta problemática, que
constituye el non plus ultra de las corrientes actuales de la historiografía
francesa, en el libro conjunto de Manuel Burga y Alberto Flores Galindo so-
bre la República Aristocrática, es decir, el período de nuestra historia que
transcurre entre 1899 y 1930, según la propia terminología empleada por los
autores y derivada de la obra de Jorge Basadre. El libro es un análisis de con-
junto de la época, una especie de historia total, que pretende explicar el sur-
gimiento de las alternativas político-sociales del aprismo y del socialismo en
el Perú hacia finales de la década de 1920 (Burga y Flores Galindo 1979).
Aparte de dedicar algunos capítulos al funcionamiento de la hacienda andina
y al estudio de la mentalidad oligárquica, se quiere comprender los movi-
mientos campesinos de comienzos de siglo como "la gran sublevación indíge-
na del sur". Esta formulación es complementaria a otras de los mismos auto-
res que proponen, en un primer caso de excesivas ambiciones, entender la
evolución de los movimientos campesinos del Perú moderno desde 1860 has-
ta 1960, a través de la idea de la existencia de un primer y segundo milenaris-
mo y, luego, de una coyuntura más sindical y política de recuperación de
tierras, propia esta última de los movimientos campesinos de la década de
1960 (Burga y Flores Galindo 1980). Y en un segundo caso, los proyectos
mentales de lo que los campesinos pretendían alcanzar, es decir, "la utopía
andina" (Burga y Flores Galindo 1982). Como podrá notarse, la mención de
estos últimos títulos nos muestra un campo de reciente investigación que uti-
liza perspectivas distintas a las hasta ahora usadas para acceder a la compren-
sión de los movimientos campesinos en el Perú moderno.

José Deustua
Universidad Nacional Mayor de San Marcos
Lima - Perú

232 Revista Andina Vol. 1


_ _ _ _ __ __ __ ____________ Oeustua: Movimientos campesinos

BIBLIOGRAFIA
AGUILAR, Luis Felipe
1922 Cuestiones indígenas. Tipografía F.M. Andía, Cusco.
ALBERT!, Giorgio y Rodrigo SANCHF.Z
1974 Poder y conflicto social en el valle del Man taro ( 1900-1974).
Instituto de Estudios Peruanos, Lima.
ALFAJEME, Augusta, Carlos Iván DEGREGORI, Marfil FRANCKE y Mariano V AL-
DERRAMA
1978 b1digenismo, clases sociales y problema nacional. Ediciones
del Centro Latinoamericano de Trabajo Social, Lima.
APPLEBY, Gordon
1978 Exportation and its aftermath. The spatial economic evolu-
tion of the regional marketing system in highland Puno, Peru.
Ph. D. Thesis. Stanford University, California.
1979 "Las transformaciones del sistema de mercados en Puno :
1890-1960". Análisis. Cuadernos de Investigación, NOS. 8-
9, mayo- diciembre. Lima.
ARAMBURU, Clemencia
1979 Organización y desarrollo de la hacienda ganadera del sur.
Picotani, 1880-1935. Memoria de Bachiller en Ciencias Socia-
les. Universidad Católica del Perú , Lima.
BASADRE, Jorge
1929 La multitud, la ciudad y el campo en la historia del Perú. Ter-
cera edición de Treintaitrés & Mosca Azul, Lima, 1980.
1931 Perú: Problema y posibilidad. Casa Editorial E. Rosay, Lima.
Segunda edición, Banco Internacional del Perú, Lima, 1978.
1968-1970 Historia de la República del Perú. Editorial Universitaria,
Lima, sexta edición.
BLANCO, Hugo
1972 Tierra o muerte. Las luchas campesinas en Perú. Siglo XXI
editores, México.
BONILLA, Heraclio
1977 Crisis, campesinado y problema nacional en el Perú moderno.
Tesis de Doctorado en Antropología. Universidad Nacional
Mayor de San Marcos, Lima.
1979a "A propósito de la guerra con Chile". Histórica. · Pontificia
Universidad Católica del Perú. Departamento de Humanida-
des, volumen III, Nº· 1, julio. Lima.
1979b "El problema nacional y colonial del Perú en el contexto de la
guerra del Pacífico". Histórica. Pontificia Universidad Católi-
ca del Perú. Departamento de Humanidades, volumen 111,
Nº· 2, diciembre. Lima.

No . 1,setiembre 1983 233


Crónicas Bibliográficas _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ __ _ __ _ _ _ _ _ _ _ __

BURGA, Manuel
1973 La vallée du Jequetepeque (XVIe-XXe siecles). Tesis de Doc-
torado en Historia. Universidad de París, París.
1976 De la encomienda a la hacienda capitalista. El valle del Jeque-
tepeque del siglo XVI al XX. Instituto de Estudios Peruanos,
Lima.
1979 "Movimientos campesinos en Jequetepeque en el siglo XX :
estructura y coyuntura agrarias". La investigación en ciencias
sociales en el Perú. Centro de Publicaciones Educativas Tarea,
Lima.
BURGA, Manuel y Alberto FLORES GALINDO
1979 Apogeo y crisis de la república aristocrática. Ediciones Rik-
chay Perú, Lima.
1980 "Feudalismo andino y movimientos sociales ( l 866-1969)"
Historia del Perú. Librería y editorial Juan Mejía Baca, Lima.
1982 "La utopía andina". Allpanchis. Instituto de Pastoral Andina,
año XII, volumen XVII, Nº· 20. Cusco.
BURGA, Manuel y Wilson REATEGUI
198 l Lanas y capital mercantil en el sur. La casa Ricketts, 1895-
1935. Instituto de Estudios Peruanos, Lima.

CABALLERO, Víctor
1976 Hacienda Conocancha: desarrollo capitalista y proletarización.
Taller de Estudios Andinos. Universidad Nacional Agraria,
Lima (mimeo).

1979 "Historia de las haciendas de la División Ganadera de la Cerro


de Paseo Copper Corporation". Campesinado y Capitalismo.
Instituto de Estudios Andinos, Huancayo.

1981 bnperialismo y campesinado en la sierra central. Instituto de


Estudios Andinos, Huancayo.
CARAVEDO, Baltazar
1978 Desarrollo desigual y lucha política en el Perú, 1948-1956.
La burguesía arequipeña y el Estado peruano. Instituto de
Estudios Peruanos, Lima.
1979a "El problema del centralismo en el Perú republicano". Allpan-
chis. Instituto de.Pastoral Andina, volumen XII, Cusco.

1979b "Poder central y descentralización". Apuntes. Universidad


del Pacífico, Nº· 9, Lima.

1983 El problema del descentralismo. Universidad del Pacífico,


Lima.

234 Revista Andina Vol. 1


____________ _ __ _ __ _ _ ___ Oeustua: Movimientos campesinos

CARPIO, Juan Guillermo


1982 "Rebeliones arequipeñas del siglo XIX y configuración de la
oligarquía 'nacional' " . Análisis. Cuadernos de Investigación,
Nº· 11, mayo-agosto. Lima.
COLQUE, Víctor
1976 Dinámica del movimiento sindical en Arequipa, 1900-1968.
Tesis de Magister en Ciencias Sociales. Universidad Católica
del Perú, Lima.
CRAIG, Wesley
1968 El movimiento campesino en La Convención, Perú. La dinámi-
ca de una organización campesina. Instituto de Estudios Pe-
ruanos, Lima (mimeo).
DEUSTUA, José
1981 "Intelectuales y campesinos en el sur andino". Allpanchis.
Instituto de Pastoral Andina, volumen XV, NOS. 17-18.
Cusco.
FAVRE, Henri
1975 "Remarques sur la lutte des classes au Pérou pendant la guerre
du Pacifique". Litterature et société au Pérou du XIXe siecle a
nos jours. CERP A. Université des Langues et Lettres de Gre-
noble, Grenoble.

FIORA V ANTI, Eduardo


197 6 Latifundio y sindicalismo agrario en el Perú. El caso de los
valles de La Convención y Lares (1958-1964). Instituto de
Estudios Peruanos, Lima, segunda edición.
FLORES GALINDO, Alberto
1976 Arequipa y el sur andino. Publicaciones previas del Centro de
Investigaciones Sociales, Económicas, Políticas y Antropológi-
cas. Universidad Católica del Perú, Lima (mimeo).
1977 Arequipa y el Sur Andino: Ensayo de historia regional (siglos
XVIII-XX). Editorial Horizonte, Lima.
1979 "Movimientos campesinos en el Perú: Balance y esquema". La
investigación en ciencias sociales en el Perú. Centro de Publi-
caciones Educativas Tarea, Lima.
FLORES GALINDO, Alberto, José DEUSTUA, Marfil FRANCKE, Rosa GOBITZ,
Carlos INDACOCHEA, Asunción MARCO, Carmen MARREROS y Carmen PALLETE
1977 Memoria y clase en el Perú: Los cañeros de Lambayeque.
Oficina de Trabajo de Campo. Universidad Católica del Perú,
Lima (mimeo).
FLORES GALINDO, Alberto, Teresa ORE y Orlando PLAZA
1978 "Oligarquía y capital comercial en el sur peruano (1870-
1930)". Debates 3 en Sociología. Departamento de Ciencias
Sociales. Universidad. Católica del Perú, Lima.

No . 1, setiembre 1983 235


Crónicas Bibliográficas---- - - - -- - - - -- -- -- -- - - - -- -

FLORES MARIN, José Antonio y Rolando PACHAS CASTILLA


1973 Luchas campesinas en el Perú : 1900- 1920. Universidad Na-
cional Mayor de San Marcos. Seminario de Historia Rural
Andina, Lima (mimeo).

1977 Luchas campesinas en el Perú : 1881-1900. UNMSM . SHRA,


Lima.
CLAVE, Luis Miguel
1979 El Cusco en el primer tercio del siglo XX. Selección de tex-
tos. Debates rurales. Centro de Estudios Rurales Andinos Bar-
tolomé de Las Casas, Cusco.

1983 Problemas para el estudio de la historia regional. El caso del


Cusco. Centro de Estudios Rurales Andinos Bartolomé de Las
Casas, Cusco.
GIRALDO ALAYZA, Marta y Ana LIRIA FRANCH
1979 Hacienda y gamonalismo: Azángaro 1850-1920. Tesis de
Magister en ciencias sociales. Universidad Católica del Perú ,
Lima.
GONZALES DE OLARTE, Efraín
1982 Economías regionales del Perú. Instituto de Estudios Perua-
nos, Lima.
HAZEN, Dan Chapin
1974 The awakcning of Puno: government policy and the indian
problem in southern Peru 1900-1955. Ph. D. Thesis. Yale
University.
JACOBSEN, Nils
1976 "El desarrollo de la tenencia de la tierra en la provincia de
Azángaro". Makaya, Azángaro.

1978 "Desarrollo económico y relaciones de clase en el sur andino


( 1780-1920). Una réplica a Karen Spalding". Análisis. Cua-
dernos de investigación, Nº· 5, mayo-agosto. Lima.

1982 " Comercio de lanas, estructura agraria y oligarquía en el sur


del Perú". Allpanchis. Instituto de Pastoral Andina, volumen
XVI, Nº· 19. Cusco.

KAPSOLI, Wilfredo
1972 (1975) Los movimientos campesinos en Cerro de Paseo: 1880-1963.
Universidad Nacional Mayor de San Marcos, Lima. Publicado
luego como libro por el Instituto de Estudios Andinos, Huan-
cayo.

1977 Los movimientos campesinos en el Perú: 1879-1965. Delva


Editores, Lima.

1980 El pensamiento de la Asociación Pro-Indígena. Centro de


Estudios Rurales Andinos Bartolomé de Las Casas, Cusco.

236 Revista Andina Vol. 1


_ Deústua: Movimientos campesinos

KAPSOLI, Wilfredo y Wilson REATEGUI


1969 (I 972) La situación del campesinado peruano 1919-1930. Tesis de
Bachillerato en historia. Universidad Nacional Mayor de San
Marcos. Publicada luego con el nombre de El campesinado
peruano: 1919-1930. Universidad Nacional Mayor de San
Marcos. Seminario de Historia Rural Andina, Lima.
MACERA, Pablo
1966 Instrucciones para el manejo de las haciendas jesuitas del Perú
(siglos XVII-XVIII). Universidad Nacional Mayor de San
Marcos, Lima.
1968 Mapas coloniales de haciendas cusqueñas. Universidad Nacio-
nal Mayor de San Marcos. Seminario de Historia Rural Andi-
na, Lima.

1971 "Feudalismo colonial americano: el caso de las haciendas pe-


ruanas". Acta Histórica XXXV, Szeged, Hungría.

1977 Trabajos de Historia. Instituto Nacional de Cultura, Lima.

MALLON, Florencia
1977 "Minería y agricultura en la sierra central, formación y trayec-
toria de una clase dirigente regional, 1830-191 O" . . Lanas y
capitalismo en los Andes Centrales. Taller de Estudios Andi-
nos. Universidad Nacional Agraria, Lima (mimeo).
1978 "Microeconomía y campesinado: hacienda, comunidad y co-
yunturas económicas en el valle de Yanamarca". Análisis. Cua-
dernos de Investigación, Nº· 4, enero-abril, Lima.
1980 The poverty of progress: the peasants of Yanamatca and the
development of capitalism in Peru's central highlands, 1860-
1940. Ph. D. Thesis. Yale University.
1981 "Problema nacional y lucha de clases en la Guerra del Pacífico.
La resistencia de la Breña en la Sierra Central, 1881-1886".
Allpanchis. Instituto de Pastoral Andina, volumen XV, NOS.
17-18, Cusco.
MANRIQUE, Manuel
1972 La penetración del capital inglés al valle del Perené y sus conse-
cuencias económico-sociales. Tesis de Bachiller en Sociolo-
gía. Universidad Ricardo Palma, Lima.
MANRIQUE, Nelson
1978a El desarrollo del mercado interior en la sierra central, 1830-
1910. Taller de Estudios Andinos. Universidad Nacional
Agraria, Lima (mimeo).
1978b "La Guerra del Pacífico y los conflictos de clase : los terrate-
nientes de la sierra del Perú". Análisis. Cuadernos de Investi-
gación, Nº. 6, setiembre-diciembre. Lima.

No. 1, setiembre 1983 237


Crónicas B i b l i o g r á f i c a s - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - -

1978c "Los movimientos campesinos en la Guerra del Pacífico". All-


panchis. Instituto de Pastoral Andina, volumen XI, NOS. 11-
12. Cusco.
1979 "La ocupación y la resistencia". Reflexiones en torno a la gue-
rra de 1879. Francisco Campodónico F. editor, Centro de
Investigación y Capacitación. Lima.
1981 Campesinado y nación. Las guerrillas indígenas en la guerra
con Chile. Centro de Investigación y Capacitación, Editora
Ital Perú S.A. Lima.
MEJIA, José Manuel
1978 "El movimiento campesino en el Perú". Análisis. Cuadernos
de Investigación, NO. 5, mayo-agosto. Lima.
MONTOY A, Rodrigo
1977 Les luttes paysannes pour la terre au Pérou au XXeme siecle.
Tesis doctoral en Sociología. Universidad de París, París.
1978 "Ejes regionales de producción no-capitalista y desarrollo del
capitalismo dependiente. Un estudio del eje Lima-Puquio-
Andahuaylas". Análisis. Cuadernos de Investigación, Nº· 4,
enero-abril. Lima.
1980 Capitalismo y no-capitalismo en el Perú (Un estudio histórico
de su articulación en un eje regional). Mosca Azul editores,
Lima.
NEIRA, Hugo
1968 Los Andes, tierra o muerte. Editorial ZYX, Madrid.

ORLOVE, Benjamín
1974a Alpaca, sheep and men. The wool export economy and
regional society in southern Peru. Ph. D. Thesis. University
of California. Berkeley.
1974b "Reciprocidad, desigualdad y dominación". Reciprocidad e
intercambio en los Andes peruanos. Giorgio Alberti y Enrique
Mayer,compiladores. Instituto de Estudios Peruanos, Lima.
PIEL, Jean
1967 "A propos d'un soulevement rural péruvien au début du
XXeme siecle: Tocroyoc (1921)". Revue d'Histoire Moderne
et Contemporaine. Tomo XIV, octobre- decembre, París.
Traducción española de Andrés Huguet Polo. Versión mimeo-
grafiada de la Universidad Católica del Perú, Lima, 1978.
1970 "Le probleme de la terre dans la region du Cuzco a l'epoque
contemporaine (fin 19e-début 20e siecle)". Cahier Nº· l.
Institut des Hautes Etudes de L' Ameríque Latine, París.

1975 Capitalisme agraire au Pérou. Editions Anthropus, Paris.

238 Revista Andina Vol. 1


Deustua: Movimientos campesinos

PLATT, Tristan
1982 Estado boliviano y ayllu andino. Tierra y tributo en el norte
de Potosí. Instituto de Estudios Peruanos, Lima.

REA TEGUI, Wilson


1974 (1977) Explotación agropecuaria y las movilizaciones campesinas en
Lauramarca-Cusco. Tesis de doctorado en Historia. Universi-
dad Nacional Mayor de San Marcos. Su edición posterior estu-
vo a cargo del Seminario de Historia Rural Andina, Lima.
1978 Documentos para la historia del campesinado peruano, siglo
XX. Universidad Nacional Mayor de San Marcos. Ediciones
Kallpa, Lima.
RENGIFO, Antonio
1977 "Semblanza del Mayor de Caballería Teodomiro A. Gutiérrez
Cuevas, defensor de los indios y enemigo de gamonales". Cam-
pesino Nº· VII, Lima (mimeo).
RENIQUE, Gerardo
1977a Sociedad Ganadera del Centro: pastores y sindicalización en
una hacienda alto-andina. Taller de Estudios Andinos. Uni-
versidad Nacional Agraria, Lima.

1977b Comunidades campesinas y 'recuperaciones' de tierras. Valle


del Mantaro. Taller de Estudios Andinos. Universidad Nacio-
nal Agraria, Lima (mimeo).
1978 "El desarrollo de una empresa ganadera en los Andes Centrales
(I 910- 1960)". Tierra y Sociedad. Revista del Archivo del
Fuero Agrario, año 1, Nº· 1, abril, Lima.
1979a Desarrollo de la ganadería lanera peruana y evolución de .las
explotaciones pecuarias. Taller de Estudios Andinos. Univer-
sidad Nacional Agraria, Lima.
1979b " Movimientos campesinos en la Sociedad Ganadera del Centro
1910- 1950". Allpanchis. Instituto de Pastoral Andina, volu-
men XI, NOS. 11-12, Cusca.
RENIQUE, José Luic;
1979a El movimiento descentralista arequipeño y la crisis del '30.
Programa Académico de Ciencias Sociales. Universidad Cató-
lica del Perú , Lima (mimeo).
1979b " Los descentralistas arequipeños en la crisis del '30". Allpan-
chis. Instituto de Pastoral Andina, volumen XII, Nº· 13,
Cusco.
REYNA, Ernesto
1930 El Amauta Atusparia. Imprenta Minerva, Lima.

SAMANIEGO, Carlos
1974 Location, social düferentiation and peasant movements in
Central Sierra of Peru. Ph. D. Thesis. University of Manches-
ter.

No. 1, setiembre 1983 239


Crónicas Bibliográficas

SANCHEZ, Juan
1979 "La vía terrateniente y campesina de desarrollo capitalista en
la sierra central: el caso de Cerro de Paseo". Campesinado y
capitalismo. Instituto de Estudios Andinos, Huancayo.
SP ALDING, Karen
1977 "Estructura de clases en la sierra peruana: 1750-1920".
Análisis. Cuadernos de Investigación, Nº· 1, enero- marzo.
Lima.
TAMAYO HERRERA, José
1978 Historia social del Cuzco republicano. Industrial Gráfica
impresores, Lima.

1980 Historia del indigenismo cuzqueño, siglos XVI-XX. Instituto


Nacional de Cultura, Lima.

1981 El pensamiento indigenista. Francisco Campodónico F. editor,


Mosca Azul editores, Lima.

1982 Historia social e indigenismo en el Altiplano. Ediciones Trein-


taitrés, Lima.
SOLIS, Abelardo
1928 Ante el problema agrario peruano. Lima.
VALCARCEL, Luis E.
1927 Tempestad en los Andes. Editorial Minerva, Lima.

1981 Memorias. Editadas por José Matos Mar, José Deustua y José
Luis Rénique. Instituto de Estudios Peruanos, Lima.

VASQUEZ, Emilio
1976 La rebelión de Juan Bustamante. Librería-- Editorial Juan
Mejía Baca, Lima.
VIL LEN A, Francisco
1978 La formación del Partido Liberal en Arequipa. Tesis de Bachi-
llerato. Universidad Nacional San Agustín, Arequipa.
1979 " La sociedad arequipeña y el partido liberal, 1885-1920".
Análisis. Cuadernos de Investigación, NOS. 8- 9, mayo-
diciembre. Lima.

240 Revista Andina Vol. 1

También podría gustarte