Está en la página 1de 4

SILVIA LIZETH ROJAS DÍAZ ID: 376019

EL CAMINO DEL EMPRENDIMIENTO

Con el transcurso de los años, escuchar y utilizar palabras como “Emprender”,


“Emprendedor”, “Empresario” puede llegar a ser algo muy común, se han convertido en
palabras de nuestro vocabulario cotidiano, derivadas del latín “ENTREPRENEUR”, es decir
“Pionero”, ¿Pero todos le dan el valor que se merece? O ¿Todos entienden la magnitud de
su significado y el cambio radical que podría causarle a sus vidas el llegar a ponerla en
práctica? Claramente no, o tal vez si conocen su significado, pero no el alcance de este, o
si lo conocen y quizás no es una prioridad en sus vidas. Pero, se podría decir que TODOS,
o la gran mayoría de personas que habitan este mundo, saben lo esencial que es poseer
dinero, lo difícil y duro que puede llegar a ser conseguirlo, y que en ocasiones muchos
deben trabajar en empleos que no son de su agrado, solo por solventar las necesidades
primordiales de sí mismo y su familia, como lo son un hogar, servicios públicos, educación,
transporte, alimentación, útiles de aseo, entre otras cosas.

Maravilloso sería que existiese algo en donde se hiciesen cosas que las personas disfruten
y de allí se recogiese dinero, o mejor aún, que sin hacer mucho más que dar ordenes,
supervisar y controlar, se recogiese dinero. Y que sorpresa, pero es algo que si existe, y
más que una carrera universitaria, en la que en su mayoría de veces los alumnos se
gradúan y no consiguen trabajo por falta de experiencia y otros títulos más que adornen su
hoja de vida, generando así, que no tengan como subsistir o ayudar a sus familias; y por
esto, está el Emprendimiento, para solucionar dichas crisis económicas, cumplir sueños,
generar empleo, tener la posibilidad de brindarle un bien o un servicio a millones de
personas, entre otras cosas.

Así es, por medio del emprendimiento se mejora notoriamente la calidad de vida de millones
de persona, no solo la del emprendedor o empresario, si no también, la de sus ayudantes,
sus trabajadores, sus proveedores de materias primas, maquinaria, entre una infinidad de
cosas que necesita una empresa. Pero, esto no quiere decir que, para emprender, se
necesita ser millonario, o que solo dichas personas dotadas de grandes cantidades de
dinero son las que pueden hacerlo, no, de hecho, la mayoría de dichas personas están allí
donde están en este momento, tras tomar la difícil decisión de emprender algo nuevo, y
durante el transcurso de sus vidas y buenas decisiones pudo ir creciendo poco a poco, para
hoy llegar a ser medianas o grandes empresas.

Pero para esto, hay algunas cosas que pueden llegar a ser supremamente importante, y
sin estas, lograrlo puede llegar a ser imposible, y es tener sueños y una mentalidad
triunfante. Según Nicole Martins Ferreira, en Oberlo, “Un emprendedor es una persona que
imagina el mundo de manera diferente, son aquellos que ven posibilidades y soluciones,
donde la mayoría de las personas, o el promedio de estas, solo ven inconvenientes,
dificultades y problemas”. Los emprendedores del mundo tienen una cosa específica que
los identifica, y es la acción, la capacidad de idear algo, organizarlo y ejecutarlo.

La posibilidad de llevar a cabo una idea ha logrado marcar grandes diferencias en el mundo,
o qué seríamos si Thomas Alva Edison hubiese solo pensado en que se necesitaba luz
eléctrica, ¿pero no hubiese ideado una forma para lograrlo? Claramente en 1879 no
hubiese creado la primera bombilla eléctrica, dando lugar a muchos experimentos más para
innovar y mejorar dicho producto hasta el día de hoy, que logró mejorar notoriamente la
vida del ser humano, evitando incendios y generando mayor comodidad.
Así mismo, el gran inventor del computador Konrad Zuse, hubiese dejado su maravilloso
invento en solo una idea, que además de dar lugar a miles de avances científicos, generó
comodidad, velocidad, comunicación, optimizando millones de acciones que sin los
computadores duraríamos días en lograr, comenzando por el simple hecho de escribir un
documento, conseguir información veraz sin tener que buscar gran cantidad de libros para
hacer un trabajo, o llegar hasta la creación del celular por Martin Cooper, que a pesar de
sus contras, tiene muchos más pros; en otras palabras, sus ventajas con mayores,
posibilitando que el ser humano esté en todo el mundo por medio de una video llamada o
llamada, observar documentos importantes, solucionar problemas, entre otras cosas sin
necesidad de estar en dichos lugares, y eso sin mencionar otras mil ventajas de este.
Seres emprendedores como estos, dieron lugar a un sin número de efectos positivos en la
vida cotidiana del ser humano, y comenzando simplemente por una idea, lograron que,
durante los años, se generaran millones de empleos.

Un emprendedor requiere de ciertas cualidades como ser innovador, para que logre idear
un nuevo proyecto que beneficie el mundo, o mejorar uno ya existente. Debe ser creativo,
no crear algo que resulte poco interesante o llamativo para las personas, ya que podría
convertirse en algo inútil y traer más deudas que beneficios económicos (generar utilidades,
rentabilidad), esto claro si fuese el caso de una empresa con fines de lucro, si no lo es, aun
así, debe buscar ser atractivo para que sus futuros clientes se sientan interesados. Pero
así mismo, considerando lo anterior, debe ser una persona capacitada para asumir riesgos,
ya que puede tener una maravillosa idea, pero por falta de publicidad, o confianza de las
personas, al llevarla a cabo podría no ser rentable y traer perdidas, o todo lo contrario, traer
millones de ganancias tanto para él, como para los que adquieran dicho producto. También
debe ser una persona perseverante, porque la mayoría, por no decir que todos los nuevos
productos, o las nuevas empresas, no son exitosas recién salen al mercado, todo tiene
cierto transcurso, un periodo muerto, en el que lograr ganancias es casi que imposible, pero
con el transcurso del tiempo se puede duplicar y hasta triplicar el dinero invertido; una
persona que carezca de paciencia puede caer en la desesperación y decidir terminar con
el proyecto que acaba de comenzar.

Necesita de conociemiento en campos administrativos, para lograr administrar o gerenciar


a todos los empleados para que se logren las metas de la empresa y de sus trabajadores.
Pero, dicho conocimiento se puede adquirir mediente la experiencia y la lectura de libros, o
contratando profecionales en dichos temas. Esto tampoco debe ser una razón para
detenerse, que más que eso, es una excusa para no cumplir todos los sueños y metas que
se han anhelado durante toda la vida.

Ser emprendedor en el siglo XXI requiere que dichas empresas posean alto conocimiento
de las Tecnologías de información, ya que por medio de estas, podría investigar las
tendencias de las personas en este momento, la moda, lo que necesitan, o lo que sienten
que no existe y les hace falta, por medio de estudios y encuestas virtuales, que además de
procesar rápidamente pilas de datos, hacen que toda la información pueda ser tratada de
una vez por medio de gráficos, ya sea de barras o circular. Y por medio de estos, el futuro
emprendedor podría tomar una decisión probablemente certera hacia el tipo de empresa
que desea crear y la variedad de productos que debería ofrecer y el sector de población
hacia el que va dirigido, para satisfacer las necesidades de las personas y que su dinero
invertido sea rentable.
Además debe poseer personal de marketing y mercadeo, (o si el sabe al respecto,
claramente sería mejor, ya que se ahorraría un gasto y podría invertir en más personal para
áreas como producción y ventas), esto generaría que las nuevas empresas puedan ser
conocidas rápidamente al fusionar estos campos profesionales, ya que la empresa tendría
anuncios publicitarios llamativos, interesantes, que podrían ser admirados diariamente por
las personas, no tanto como vayas publicitarias que además de ser costosas, en su mayoría
de veces son ignoradas; sino que todo lo contrario, encontrar información a cerca de la
empresa en cualquier sitio de internet, como Facebook, Instagram, Twitter, entre otras
redes sociales (si sus productos son dirigidos mayormente a jóvenes entre los 15 y 34 años)
ya que según un estudio realizado por Comstore el año anterior, muestra que el 53% de la
población Colombiana está compuesta por jóvenes entre dicha edad, y que estos son los
que más usan redes sociales. Siendo esto reiterado por la Interactive Advertising Bureau
Colombia (IAB), ya que en el mismo año realizó un estudio donde mostró que en promedio, de los
colombianos que tienen acceso a internet, estos usan las redes sociales hasta cerce de 7 horas al
día.
Mostrando dichos estudios que es más probable que las personas conozcan y comiencen a desear
adquirir un producto si lo han visto en internet (sean redes sociales o Google), que en la televisión
o en vallas publicitarias (aunque estas si son implementadas en sitios estratégicos, como centros
comerciales que es lo más usado por la mayoría de personas, podría dar resultado), pero así,
lograría sus objetivos sin ser eficiente.
Dando a conocer, que incluso una empresa dedicada a la publicidad de forma tecnológica es una
excelente idea de negocio para comenzar a emprender, y que no solo las nuevas empresas deben
usar las Tecnologías de Información, sino que las antiguas, deben comenzar a implementar estas
nuevas estrategias para aumentar sus ventas y que mayor cantidad de gente logre conocer la
empresa e interesarse en sus productos.

Finalmente, se podría decir que emprender hoy debería ser la decisión que todos
deberíamos tomar, no pensar en dejarlo para despues o como la excusa más común
“Cuando tenga dinero”, porque no es así. Emprender es la forma de conseguir dinero, es el
camino para lograr todos los propositos o metas que se han anhelado durante toda la vida,
es el proceso o modo para generar empleo y ayudar a millones de personas en el país, o
en pensamientos más grandes, a personas del mundo. Emprender es dejar de pensar de
forma negativa, como creer que cualquier cosa que decidas crear no va a tener buenos
resultados y vas a fracasar, y de paso perder todos los ahorros de tu vida o quedar con una
deuda gigante, NO, de hecho cualquier proyecto es bueno y podría tener éxito. Ninguna
idea es mala pero si se puede complementar con estudios de población aumentarían sus
probabilidades de triunfo. Antes de comenzar a generar los ingresos de tu vida, debes
cambiar tu mentalidad, creer que todo es posible, que tus ideas y las de personas con
cualquier tipo de experiencia laboral podrían contribuir a generar la empresa más éxitosa
de todas, ya que se tendrían en cuenta los puntos de vista de todos, para así lograr entender
lo que desean las personas, a fin de cuentas estas son las futuras compradoras de los
productos y de ellas depende grandemente el futuro de la empresa.
Se necesita paciencia, perseverancia y temple, ante la posible presencia de un sin numero
de adversidades buenas y malas, ya que al principio de todo nuevo proyecto el éxito no es
indudable, se han de presentar sus altas y bajas, pero esto no debe ser una razón para
desistir y acabar con todo, sino de replantear estrategias para mejorar su productividad,
disminuir sus costos y gastos sin sacrificar la calidad de sus productos. Una empresa debe
ser efectiva para que logre cumplir todos sus propósitos, pero tambien debe ser eficiente,
para que los obtenga utilizando en menor número de recursos, para que así pueda ser
tambien eficaz.
Emprender tiene un gigantesco valor y alcance en la vida del emprendedor, y esto somos
todos, solo es cuestión de tener más confianza en sí mismos, ganas de cumplir nuestros
sueños y los de millones de personas.
BIBLIOGRAFÍA

 https://concepto.de/emprendimiento/
 https://www.dinero.com/seccion/emprendimiento/287
 https://www.oberlo.com.co/blog/definicion-y-significado-emprendimiento
 https://www.energyavm.es/quien-fue-el-inventor-de-la-luz-electrica/
 https://www.dw.com/es/konrad-zuse-inventor-de-la-primera-computadora/a-
5717799
 https://www.bbc.com/mundo/ciencia_tecnologia/2010/04/100426_inventor_telefono
_celular_pl
 https://es.slideshare.net/ElvisUOmar/23062014-administracion-una-perspectiva-
global-y-empresarial-14-edi-koontz