Está en la página 1de 4

En las siguientes líneas se presentarán algunas concepciones del término apropiación no para acometer

conceptos y rellenar lineas, sino para construir una herramienta conceptual y metodológica que nos
acerque a la comprensión y significación del concepto como proceso. Es importante señalar que en el
recorrido de antecedentes investigativos no se ha encontrado la categoría de apropiación como interés
de estudio sistemático, mas si se ha retomado el concepto como complementariedad a otras acepciones.

Al realizar el recorrido teórico del concepto inicialmente se encontró que la palabra apropiación
proviene el del latin xxxxx
El término de apropiación ha sido revisado por varias corrientes de pensamiento, desde la psicología, la
sociología y la pedagogía. Desde la psicología la encontramos en vigotsky quien acuño el termino para
referirse

Siguiendo a Garcia (2002), Vygotsky concibe la internalización o apropiación como un proceso donde
las experiencias vividas en contexto pasan por una serie de momentos, del cual es el sujeto quien
decide que interioriza y que no, pero ese proceso de internalización esta acompañado y significado por
las motivaciones e intereses, experiencias anteriores, juicios de valor, entre otros, que resignificarán el
concepto y la experiencia misma. Por lo tanto, para este autor el concepto de apropiación es activo, de
interacción y resignificación personal.

Rogoff (1997) desde un enfoque sociocultural, presenta el termino de apropiación rescatando el plano
personal, interpersonal y comunitario semejante al cual refiere:
“El concepto de apropiación se refiere al modo en que los individuos se transforman
a través de implicación en una u otra actividad, preparándose en el proceso para futuras
participaciones en actividades relacionadas. “(...) proceso por el cual los individuos
transforman su comprensión dje y su responsabilidad en el grupo a través de su propia
participación(...) La idea básica de la apropiación es que, a través de la participación, las
personas cambian y, en tal medida, se preparan para tomar parte en otras actividades
semejantes. Al comprometerse con una actividad, participando de su significado, las
personas hacen necesariamente contribuciones continuas (bien en acciones concretas o
bien ampliando las acciones o ideas de los otros). De aquí que la participación es en sí
misma el proceso de apropiación. (..)rata los procesos de pensar, jre-presentar, recordar
y planificar como procesos activos que no pueden ser reducidos a la posesión de objetos
almacenados (pág.) La perspectiva de la apropiación contempla el desarrollo como un
proceso dinámico, activo, mutuo, implicado en la participación de las personas en las
actividades.

De este modo, el concepto de apropiación implica una resignificaciòn continua de saberes a partir de la
experiencia generada con el otro. Y reconociendo que cada individuo se acerca al conocimiento de formas
distintas, y que obliga a comprender como se transforman los individuos, los grupos y las comunidades.

Para Rogoff (1997), citado por García (2002) :

una persona que participa en una actividad se involucra en un proceso de


apropiación a través de su propia participación. La apropiación se da en la
participación, al tiempo que el individuo cambia para involucrarse en la situación
y esta participación contribuye tanto a la dirección que toma el acontecimiento
como a la preparación del individuo para otros acontecimientos similares. La
apropiación es, en sí misma, un proceso de transformación, un cambio que
resulta de la propia participación. La participación implica la puesta en marcha
de esfuerzos creativos de comprensión y contribuye a la actividad social que, por
su propia naturaleza, implica la construcción de puentes entre las muy diferentes
formas de entender una situación. La comunicación y los esfuerzos compartidos
implican siempre ajustes entre los participantes (con diversos niveles de
asimetría) para ampliar la comprensión común, con el fin de adaptarse a las
perspectivas nuevas que puedan surgir en el esfuerzo compartido. Tal ampliación,
para adaptarse a muchas perspectivas y para alcanzar algo juntos, es el desarrollo
y se da en el proceso mismo de participación. Los cambios individuales de los
participantes, en su función y en su comprensión de la actividad, afectan a sus
esfuerzos e implicaciones en situaciones futuras similares. (pág. 76).

08/02/2020
el análisis presentado por Chartier (1999) referente al habito de la lectura y su transformación cultural,
realizando una apuesta hacia la resignificación del concepto, para lo cual hace uso del termino apropiación para
tal fin, el término que él utiliza para denotar el habito de la lectura es la apropiación o interiorizacion términos
que los aborda como sinónimos. De tal forma que refiere “la interiorización dentro del individuo del mundo
social y de su posición en el mundo social, que se expresa a través de sus manera de clasificar, hablar y actuar”
“el proceso de interiorización de un cierto tipo de representación, clasificación o apreciación se expresa mas
tarde en prácticas y campos particulares”(pág. 196)

siguiendo el análisis propuesto, los procesos de apropiación están mediatizados por el contenido,
experiencias y conocimiento previo, el contexto en el cual interactúan que resulta en la construcciñon
progresiva de sentidos y significados. Así pues, mediante estas comprensiones se espera realizar:
un análisis de contenido de la PPIECD a la luz de teoria de la justicia
un análisis capaz de comprender la experiencia vivida por los participates de la PPIECD
Un análisis capaz de conectar el contenido de la politica y las acciones establecidas en contexto
un analisis que presente las resignificaciones y tensiones al rededor de la PPIEC
de esta forma, el modelo propuesto sera:

el primer nivel de análisis se centra en las estrategias de implementacion de la politica en los contextos
educativos
El segundo nivel se centra en los sentidos y significados que los participantes construyen al rededor
dela PIECD
y el tercer nivel es el resultado de la suma de los dos primeros mas unas apreciaciones y propuestas
para laimplementaciond e la politica

cabe aclarar que estos este proceso es comprendido circularmente


a experiencia previa
Weber retoma el concepto de apropiación desde la sociología, anclada a dos categorías fundamentales
que son el derecho y la propiedad.
En este orden de ideas, inicialmente se presentarán

Marx “entiende a la apropiacion en primera instancia como una accion, una actividad o bien un 
ejercicio” 

Así entonces, retomaremos las concepciones presentadas desde economía

en el libro escrito por Olga lucia Zuluaga (1999), fruto de la investigación sobre la recuperación de la
historicidad de la pedagogía retoma el concepto de apropiación como un concepto operacionalizante al
referir: “La apropiación recorta, selecciona, adecúa, excluye y hace efectivos los saberes. Antes de que
los sujetos, que representan un saber en una sociedad, lo apliquen, lo piensen y lo hablen (…)” (pág.
44).

la recuperación de este este concepto alude al reconocimiento de que cada sujete circula por diferentes
dominios de conocimiento adquirido en su formación profesional pero que se reconfiguran y
resignifican en la práctica pedagógica.
por la misma línea y en un recuento histórico de la práctica pedagógica en Colombia, Olga
Lucia Zuluaga (1997) refiere en torno al termino apropiación:
(…) apropiar es inscribir, en la dinámica particular de una sociedad, cualquier
producción técnica o de saber proveniente de otra cultura y generada en
condiciones históricas particulares. Apropiar evoca modelar, adecuar, retomar,
coger, utilizar, para insertar en un proceso donde lo apropiado se recompone
porque entra en una lógica diferente de funcionamiento. Apropiar un saber es
hacerlo entrar en las coordenadas de la práctica social. Es, por tanto, un proceso
que pertenece al orden del saber como espacio donde el conocimiento está
accionado por mecanismos de poder y no por la lógica del movimiento de los
conceptos en el conocimiento científico. (…) las rejillas de apropiación provienen de
diversos focos, uno de los cuales es.la cultura pedagógica dominante. Esto es muy importante porque ahora
se percibe, con más claridad, que la propia práctica pedagógica es activa y no pasiva en la apropiación. Ellos
demuestran cómo la apropiación no consiste sólo en la recepción de saberes y métodos, sino también en la
acción sobre lo que llega. En este sentido, se reconoce de entrada que los saberes y las prácticas no
desaparecen de golpe cuando un gobierno promulga su política educativa. (XIV).

Como puede observarse, lo que los autores abordan en este texto en primera instancia es el
reconocimientos de diversos modos de acceder al conocimiento y el direccionamiento hacia aquel
conocimiento predominante por las culturas hegemónicas. Este aspecto es de vital importancia, puesto
que reconoce la emergencia de acercarse a la nueva visión del mundo sin desconocer la historicidad del
mismo. Por lo tanto, en este proceso de acercamiento y reconocimiento de una nueva visión se pueden
generar tensiones, puesto que la antigua práctica y el conocimiento no desaparecen, sino se transforma
y se adecuan a los diferentes contextos.

En este orden de ideas, el concepto de apropiación planteado para ésta investigación reconoce

por lo tanto, el concepto metodoógico que se quiere abordar en lo que respecta a apropiación es
concebirlo como un proceso dinámico

REFERENCIAS
Chartier, R. (1999). Cultura escrita, literatura e historia. Coacciones transgredidas y libertades
restringidas. Conversciones de Roger Chartier con Carlos Aguirre Anaya, Jesús Anayta Risique, Daniel
Goldin y Antonio Saborit. Fondo de cultura económica. México.

Zuluaga, O. (1999). Pedagogía e historia. La historicidad de la pedagogía. La enseñanza, un objeto


de saber. Siglo del hombre editores. Bogotá.
Olga Lucia Zuluaga, prologo a Mirar la infancia: pedagogia, moral y modernidad en Colombia, 1903­1946, vol. I, de 
Javier Saenz, Oscar Saldarriaga y Armando Ospina (Bogota: Colciencias, Ediciones Foro Nacional por Colombia, 
Ediciones Uniandes, Editorial Universidad de Antioquia, 1997), XVI­XXV. 

Rogoff, B. (1993). Children's guided participation and participatory appropiation in sociocultural activity En
R. Wosniak y K. Fisher (Eds.), Development in context: Acting and thinking in specific
environments (pp 121-153). Hillsdale, NJ: Erlbaum.
LOS TRES PLANOS DE LA ACTIVIDAD SOCIOCULTURAL: APROPIACIÓN PARTICIPATIVA,
PARTICIPACIÓN GUIADA Y APRENDIZAJE .
http://www.terras.edu.ar/biblioteca/6/TA_Rogoff_Unidad_5.pdf

Saenz, J., Saldarriaga, O., Ospina, A. (1997). Mirar la infancia: pedagogía, moral y modernidad en
Colombia. Universidad de Antioquia. Bogotá.

GARCÍA OLALLA, D. (2002). Construcción de la actividad conjunta y traspaso de con- trol en una
situación de juego interactivo padres-hijos. Tesis doctoral no publi- cada. Universitat Rovira i
Virgili. Recuperada de https://www.tesisenred.net/bitstream/handle/10803/8954/capitulo02.pdf?
sequence=4&isAllowed=y