Está en la página 1de 7

Análisis visual y simbólico de Video.

Prof. Andrea Bustamante.

Alumna: Laura Torres.

3er año del Prof. de Artes Visuales - ISAC


En este texto se intenta analizar la publicidad del 2017 del perfume Gabrielle
Chanel. El papel de la mujer de la publicidad es protagonizado por la actriz
Kristen Stewart.

Los fragmentos de la música utilizada en la publicidad pertenecen al tema


“Runnin’” de la artista Beyoncé. Los cuales, traducidos al español dicen:

“Estas cuatro solitarias paredes


han cambiado la forma en que me siento,
en que me siento.
Estoy paralizada,

Corriendo, corriendo, corriendo...


ya no voy a escapar más de mí misma
Juntos, lo ganaremos todo.
No correré, correré, correré...
ya no voy a escapar más de mí misma.
Estoy preparada para afrontarlo todo,
si me pierdo a mí misma, lo pierdo todo.”

Vemos a una mujer dormida entre telas. La escena se presenta en un tono azulado
simbolizando, la calma.

La mujer despierta y todo se torna blanco, de lo que se puede interpretar quizás inocencia,
como si pudiera ver por primera vez.
Esto despierta su curiosidad de querer ver más allá. Sale corriendo en libertad (como ansiosa
de conocer) y todo se torna rojo, podría simbolizar un renacer.

Las telas en las que estaba enredada tiran de ella, como si no quisieran que fuera más allá, la
detienen y suelta su aliento como si estuviera cansada mientras todo se torna en tonos blanco
y negro.

Como si lo que la detuviera, quisiera que este calmada y con los ojos cerrados.
Abre los ojos y en lugar de dejarse atrapar, lucha intentando desatarse, como “rompiendo las
cadenas”.

Mientras se despoja de lo que la ata y sigue adelante, la detiene una explosión de chispas.
Quizás simboliza algo peligroso como el fuego, quizás representa la ira de aquello que no la
deja ser libre.
En una mirada de duda de si avanzar o no, decide correr, aunque todo este lleno de chispas y
caigan por todas partes. Como si no ya no tuviera miedo a los peligros de la libertad.

En su expresión de oposición y fuerza decide afrontar todos esos peligros y observa un muro
dorado de cubos de cristal (la forma del recipiente del perfume), salta sobre ese muro y lo
atraviesa como si quisiera ver del otro lado.
Del otro lado del muro se deslumbra al ver un amanecer.

Todo se aprecia en colores cálidos y mucho brillo, en un ambiente onírico, que quizás está
representando alguien nueva. Alguien libre que esta contemplando un mundo más allá de las
cuatro paredes en la que estaba atrapada, un mundo abierto.
Un mundo abierto que representa libertad. Lo que hace pensar que quien abre los ojos
observa …quien ve y observa, conoce y sabe …y quien conoce y sabe, es libre.

Analizándolo con detalle también se puede decir que esa libertad que parecía peligrosa, al final
es algo bello como un amanecer.

Luego aparece la imagen del perfume, como comparándolo con ese amanecer. Eso es lo que
intenta vender, un perfume que te haga sentir un mujer libre y renacida.