Está en la página 1de 3

Formatear la unidad primaria

1.-Respalda la información importante.


Al formatear una unidad se borrará toda la información en ella al
igual que el sistema operativo. Asegúrate de respaldar todos los
archivos importantes en otra ubicación, como un disco externo o la
nube.

2.-Inserta el disco de instalación de


Windows.
Necesitas usar el disco de instalación de Windows para
formatear la unidad. Esta es la forma más sencilla de
formatear una unidad principal, ya que no lo puedes
hacer desde Windows. No necesitas usar tu propio disco
de instalación, ya que no vas a introducir la clave del
producto (a menos que planees volver a instalar
Windows). Si no encuentras el disco de instalación,
tienes un par de opciones dependiendo de la versión de
Windows que tengas:

 Windows 7: puedes descargar un archivo ISO


para Windows 7 introduciendo la clave del
producto. Después puedes transferir el archivo
ISO a una unidad DVD o USB en blanco usando la herramienta de descarga USB/DVD de Windows
7 que puedes descargar desde la página oficial de Windows o IOS.
 Windows 8: puedes descargar la herramienta de creación de archivo multimedia para Windows 8 de
Microsoft. Este programa lo descargarás y creará un archivo multimedia de instalación de Windows
ya sea en un DVD en blanco o en un USB (de 4GB o más grande). Ejecuta la herramienta y sigue los
pasos en pantalla para crear el archivo de instalación.
 Windows 10: puedes descargar la herramienta de creación de archivo multimedia para Windows 10
de Microsoft. Ejecuta el programa que descargaste para crear un disco de instalación de Windows 10
ya sea en un DVD en blanco o en un USB. La mayoría de los usuarios descargan la versión 64-bit de
la herramienta. Si no sabes cual descargar

3.-Configura tu computadora a que arranque desde la unidad de


instalación.
Para poder ejecutar el instalador y formatear la unidad,
necesitas configurar tu computadora para inicie desde la
unidad (DVD o USB) en lugar de desde el disco duro. El
proceso varía dependiendo de si tu computadora tiene
Windows 7 (o una versión más antigua) o si tu computadora
tiene Windows 8 (o una versión más nueva).

 Windows 7 (o versiones antiguas): reinicia tu


computadora y presiona la tecla de BIOS, CONFIGURACIÓN
o INICIO que aparece cuando se enciende la computadora. La
mayoría de las teclas son F2, F11, F12 y Del. En el menú de INICIO, configura la unidad de
instalación como el dispositivo principal de arranque.
 Windows 8 (o versiones más recientes): haz clic
en el botón de "Encendido" en la pantalla de
inicio o menú. Presiona ⇧ Shift y haz clic en
"Reiniciar" para abrir el menú de "Inicio"
avanzado. Selecciona la opción de "Solución de
problemas" y después "Opciones avanzadas".
Haz clic en "Configuración del firmware UEFI"
y después abre el menú de INICIO. Configura la
unidad de instalación como dispositivo principal
de arranque.

4.-Inicia el proceso de configuración. Windows cargará los archivos de configuración


y después iniciará el proceso de instalación. Te pedirá que selecciones tu idioma y aceptes los términos antes
de seguir.

5.-Selecciona "Instalación personalizada". Esto te permitirá formatear el disco


duro durante la instalación.

6.-Selecciona la partición que quieres formatear.


Después de completar las pantallas de la instalación inicial, aparecerán todos tus discos duros y sus
particiones. Es muy probable que tengas varias particiones en tu computadora, una para el sistema operativo,
una de recuperación y las demás que
hayas creado o las unidades que hayas
instalado.
Puedes borrar particiones en la misma
unidad para combinarlas en otra partición
"No asignada". Esto eliminará toda la
información en esa partición. Haz clic en
el botón de "Opciones de unidad" para
ver la opción de "Borrar" para las
particiones.
Si borras todas las particiones, necesitas
crear una nueva antes de poderla
formatear. Selecciona el espacio sin
asignar y haz clic en "Nuevo" para crear
una partición nueva. Podrás establecer el
tamaño de la partición del espacio que
tienes disponible. Ten en mente que no
puedes crear más de cuatro particiones en
una sola unidad.

7.-Formatea la partición seleccionada.


Haz clic en el botón de "Formatear" después de seleccionar la partición o unidad. Si no ves el botón de
"Formatear", haz clic en el botón de "Opciones de unidad" para que aparezca. Te advertirá que ese proceso
borrará toda la información que tienes en esa partición. Cuando aceptes la acción, la unidad se formateará
automáticamente. Esto puede tardar un par de minutos en completarse.

8.-Instala el sistema
operativo.
Formatear tu unidad principal borrará el
sistema operativo, así que no podrás usar tu
computadora hasta que vuelvas a instalar el
sistema operativo. Puedes instalar Windows
después de formatear la unidad o puedes
instalar un sistema operativo diferente. Para
instalar Windows, sigue el resto de las
instrucciones del programa de
configuración después del formateo