Está en la página 1de 5

CONSTITUCION POLITICA

DERECHOS FUNDAMENTAL A LA VIDA, A LA IGUALDAD Y DE PETICIÓN

PRESENTADO POR

JUAN PÉREZ VILLALBA

PRESENTADO A

AUGUSTO BORNACELLI VARGAS

GRUPO

VIRT4

UNIVERSIDAD DE LA COSTA CUC

2019-2
Resumen

El derecho a la vida es el derecho que reconoce a cualquier persona por el simple hecho de estar
viva, y que le protege de la privación u otras formas graves de atentado contra su vida por parte
de otras personas o instituciones, sean estas gubernamentales o no. Es posible llevar a cabo una
fundamentación del derecho a la vida desde diversos enfoques
(filosóficos, antropológicos, sociológicos, éticos, biológicos, etc.); desde el punto de
vista jurídico, se trata de un derecho fundamental: el primero de todos, al considerar al titular
como generador de cualquier otro derecho posible. En este sentido, ha sido consagrado de forma
explícita en los tratados fundamentales internacionales, especialmente en los referidos a
los Derechos Humanos, y en muchas legislaciones nacionales de diversos países del mundo.
Integra la categoría de derechos civiles, y de primera generación.
El derecho a la vida no solo protege a las personas de la muerte, sino toda forma de maltrato o
violencia que haga su vida indigna. Así, atentan contra la vida, el genocidio (exterminio de un
grupo por su nacionalidad, religión, raza o etnia), el terrorismo, la tortura, el secuestro o la
desaparición forzada de personas (terrorismo de estado), la esclavitud y los malos tratos.

El Régimen de Seguridad Social en Colombia, Ley 100 de 1993, preceptuaba en el artículo 163
que para acceder a los servicios de salud, en el caso de las parejas formadas por unión marital de
hecho o vínculo natural de vivir en unión libre, como beneficiario de un cotizante del régimen
contributivo POS (Plan Obligatorio de Salud), tenían como requisito la convivencia superior a
dos años. Esta norma legal contraviene la Constitución Política, en los principios Constitucionales
de Dignidad Humana, No Discriminación, Protección Integral de la Familia, Universalidad, y a
La Vida Digna, así como derechos fundamentales a la Vida, a la Igualdad, al Libre Desarrollo de
la Personalidad, a la Unidad Familiar, a la Seguridad Social, y a la Salud,

Este es el análisis que se realizó en la investigación "Efectos jurídicos de la violación a la


Constitución Política por el artículo 163 de la ley 100 de 1993, en el ámbito de la salud del régimen
de la seguridad social integral en Colombia y sus repercusiones sociales en la ciudad de
Barranquilla año 2006", a la expresión "cuya unión sea superior a dos años", que consagraba el
citado artículo, y que discriminaba a las compañeras y compañeros permanentes frente a los
cónyuges que tienen vínculo matrimonial, y les colocaba una limitante al derecho de acceder a
los servicios de salud como beneficiarios de su compañero(a) afiliado (a) a una entidad prestadora
de servicios de salud (EPS).

La norma demandada vulneraba los dos postulados anteriores, lo que en la práctica se ve reflejado
en dos situaciones aberrantes:

La primera es la de privar del derecho asistencial de salud al compañero (a) permanente hasta por
dos años, convirtiéndose la norma en un "castigo" para quien no contrae matrimonio, o visto de
otra forma como "una medida coercitiva" para que contraigan nupcias, desdiciendo de la libertad
personal, de la autonomía, del libre desarrollo de la personalidad y especialmente de la voluntad
de las personas de formar una familia, como lo expresa la Constitución6

Y en segundo lugar, defrauda el sistema de régimen subsidiado de salud, en detrimento de los


sectores más vulnerables de la población, toda vez que ante la falta de recursos económicos, este
compañero o compañera permanente hace uso de los recursos del SISBEN, mientras que su
compañero afiliado y su empleador pagan al Plan Obligatorio de Salud (POS) unos aportes de
cotización, sin recibir el beneficio de cobertura familiar.
Y esta situación se agrava aún más cuando se trata de compañera permanente en estado de
gravidez, ya que se le está negando el derecho asistencial al niño que se encuentra en gestación,
que necesita del cuidado médico durante los nueve meses que permanece en el vientre materno,
y de igual manera, los indispensables cuidados médicos postparto de la madre.

Los casos de vulneración del derecho a la vida


En todo el mundo existen conflictos y guerras que ponen en peligro la vida de muchas
personas. En países como Nigeria, por ejemplo, miles de personas han muerto en manos
del grupo terrorista Boko Haram, lo que ha hecho que muchas personas se
hayan desplazado a lugares más seguros para salvar su vida.
Boko Haram ha secuestrado y torturado a miles de mujeres y niñas en los últimos años.
Algunas de esas mujeres y niñas han muerto y otras han sido liberadas. Las que han
logrado sobrevivir, han huído junto a su familia hacia lugares como los campos de
refugiados de Níger. Según los datos de ACNUR, 200.000 refugiados nigerianos viven
en países fronterizos y 2,4 millones de personas viven desplazadas respecto a los lugares
de conflicto.
El peligro para la vida de las personas se extiende a otros muchos países como Burundi,
donde han huído más de 400.000 personas, dependen de la ayuda humanitaria y no
pueden volver a su país. Otro ejemplo lo encontramos en la República Democrática
del Congo. donde la inseguridad se traduce en asaltos, torturas, extorsiones o
reclutamientos forzosos incluso de menores de edad.

El derecho a la vida se reconoce en la Declaración Universal de Derechos Humanos. En su


artículo 3 establece que “todo individuo tiene derecho a la vida, a la libertad y a la seguridad de
su persona”. A pesar de su reconocimiento, en muchos países este derecho se ve vulnerado debido
a las guerras y a los conflictos, y sus habitantes deben huir hacia otro país para salvar su vida.

El derecho a la vida es un derecho fundamental, como también lo es el derecho a la igualdad, la


libertad o la integridad. Asimismo, el artículo 11 de la Constitución Política de Colombia
establece que todos tienen derecho a la vida y a la integridad física, sin que puedan ser sometidos
a penas o tratos inhumanos.

El derecho a la vida es la base de todos los demás derechos.


SEÑORES
CENTRO COMERCIAL PORTAL DEL PRADO.
CIUDAD BARRANQUILLA

ASUNTO: DERECHO DE PETICIÓN

RAFAEL RODRIGUEZ, mayor de edad, identificado(a) con cédula de


ciudadanía No. 32766708 expedida en Barranquilla, obrando en nombre propio, me dirijo a
ustedes con el debido respeto , me permito en uso de las facultades que me otorga el Articulo
13 de la constitución nacional, presentar lo siguiente :

HECHOS
Yo me encontraba en el centro comercial portal del Prado, compartiendo con amigos y amigas
una tarde de cine, Y saliendo del cine me dirigí hacia los baños y sentí discriminación por mi
condición física de parte del personal de seguridad, ya que soy gay y me irrespetaron. Una de
mis amigas tomó el celular el grabó cuando este vigilante me discrimina por mi condición
sexual.
PETICIÓN
De manera respetuosa solicito a usted:
1. mis derechos fundamentales a la igualdad y al libre desarrollo.
2. Que me pidan disculpas por el irrespeto y la no tolerancia a la desigualdad de género.

DERECHO VULNERADO
Articulo 13 de la constitución política.
La constitución Política y reglamentada por el Decreto 2591 de 1991, contra toda vez que ha
vulnerado mis derechos fundamentales a la igualdad y al libre desarrollo de la personalidad,
consagrados en el artículos 13 de la Constitución Política Nacional El Estado promoverá las
condiciones para que la igualdad sea real y efectiva y adoptará medidas en favor de grupos
discriminados
NOTIFICACIONES
Dirección física: carrera 26#47_47 Barranquilla
ANEXO
Copia ampliada del demandante
Vídeo donde el vigilante del centro comercial me falta el respeto.
Atentamente,
RAFAEL RODRIGUEZ
C.C 32766708 DE BARRANQUILLA.

También podría gustarte