Está en la página 1de 6

VALIDEZ DE CONTENIDO

DEFINICIÓN:
La validez de contenido es definida como el grado en que los ítems que constituyen la
prueba son una muestra representativa del dominio del contenido que mide esta
(Nunnally, 1973: Meherems y Lehmann, 1982), citado por Escurra (2013)
El método más empleado para corroborar la validez de contenido es el de juicio de
expertos, el cual solicita la opinión aprobatoria o desaprobatoria de unos jueces hacia la
calidad de contenido de un ítem y su posterior inclusión en un instrumento. El número
de jueces puede variar según se requiera en el instrumento (Caballero & Llorente, 2013;
Escurra, 2013).
Verificación de que la muestra de ítems en la prueba cubra, efectivamente, todos los
aspectos o dimensiones relevantes de la variable en el estudio a ser medida (Mercedes
Fernández L., Cayssials & Pérez, 2009).
Describe la idoneidad de muestreo de reactivos para el constructo que se mide y se
aplica a mediciones tanto de atributos emocionales o afectivos como cognitivos, se
requiere una muestra adecuada y representativa del contenido.
(Gómez S. & Bolivar M., 2014)

La V de Aiken (Aiken, 1985) es un coeficiente que permite cuantificar la relevancia de


los i ́tems respecto a un dominio de contenido a partir de las valoraciones de N jueces.
Este coeficiente combina la facilidad del cálculo y la evaluació n de los resultados a nivel
estadi ́stico (Escurra, 1988). El coeficiente resultante puede tener valores entre 0 y 1.
Cuanto más el valor se acerque a 1, entonces tendrá una mayor validez de contenido
(Escurra, 1988). Asi ́, el valor 1 es el mayor valor posible e indica un acuerdo perfecto
entre los jueces y expertos respecto a la mayor puntuación de validez que pueden recibir
los i ́tems.

Según Escurra (1988), en los grupos de cinco, seis y siete jueces y expertos se necesita
total acuerdo para que el i ́tem sea válido. En un grupo de ocho jueces y expertos se
requiere que al menos siete de ellos estén en concordancia (valor de 0.88, p < 0.05). De
esta manera se puede deducir que a medida que el grupo de jueces y expertos es mayor,
entonces se requiere que el nú mero de acuerdos sea menor. Escurra (1988) señ ala que
para asumir como adecuado que el valor del i ́ndice de acuerdo sea mayor a 0.8 es
relativo y depende del tamañ o de la muestra de jueces y expertos.

EJEMPLO DE RESULTADOS DE LAS TABLAS

Ejemplo de Aiken:

En la tabla 3, se aprecia la validez de contenido mediante el criterio de jueces de la Escala


de Perfeccionismo Infantil, los cuales fueron evaluados con el estadístico V de Aiken, y
se observa que, respecto a la claridad, se obtuvo en la totalidad de reactivos un puntaje
de V≥0,70 lo que indica que estos se sitú an dentro de la categori ́a aceptable y fuerte,
reflejando que son de fácil comprensión. Del mismo modo, en el aspecto de coherencia,
se obtuvo en todos los reactivos un puntaje V≥0,80, lo que indica que se encuentran en
una categori ́a fuerte y aceptable, reflejando que los i ́tems guardan relació n con la
variable a medir. Finalmente, en cuanto a la relevancia se evidencia que la totalidad de
sus reactivos obtuvieron un puntaje V≥0,80 por lo que se ubican, al igual que los
aspectos anteriormente mencionados, dentro de una categori ́a fuerte y aceptable,
evidenciando que los i ́tems son esenciales.
EJEMPLO DE DISCUSIÓN:

Posterior a la modificación de la redacció n de estos i ́tems se considera como segundo


objetivo estudiar las fuentes de validez basadas en el contenido de los reactivos; es
decir, se hizo una evaluació n para identificar que i ́tems contaban como indicadores para
la correcta medición de esta variable, teniendo en consideració n su relevancia, claridad
y coherencia en la redacció n; lo que se obtuvo mediante el uso de criterio de jueces,
considerando a 14 expertos segú n lo propuesto por Hyrkäs et al (2003); para llevar a
cabo dicho objetivo se empleó el método del coeficiente V propuesto por Aiken (1980),
y se consideró también el programa de Merino y Livia (2009) quienes indican que se
debe trabajar con intervalos de confianza al 95%. Respecto a los puntajes obtenidos
luego de dicho análisis, se puede apreciar que los 16 i ́tems evaluados posterior a su
modificación, obtuvieron puntajes >,70; lo que indica que poseen adecuada coherencia,
claridad y relevancia y; respaldando lo propuesto por Charter (2003). Reflejando a su
vez el constructo psicológico del perfeccionismo.

Al comparar los resultados obtenidos en investigaciones previas con los nuestros se


evidencia que Oros (2003), al crear el instrumento, considerando 16 i ́tems, obtiene
puntajes de la V de Aiken, >,90, indicando que contaban con adecuada claridad,
coherencia y validez en cada uno de los i ́tems propuestos. Asi ́ mismo, Villacorta (2017),
obtuvo i ́ndices de 1 respecto a claridad, en relevancia se obtuvo puntuaciones >,75, y
finalmente en coherencia >,87. De este modo, se puede concluir que, respecto a este
objetivo, los reactivos son válidos para todas las investigaciones en cuestió n.

REFERENCIAS:

Aiken, L. R. (1996). Coeficientes de Aiken. Recuperado de:


https://es.slideshare.net/OrgenesUnmsm/los-coeficientes-de-aiken-su-
importancia-para-el-anlisis-de-confiabilidad-y-validez

Cerna Zamudio, C. & Vásquez Torrealva, M. (2019). “Propiedades psicométricas


̃ s de Instituciones Educativas
de la Escala de Perfeccionismo Infantil en nino
del distrito de Florencia de Mora”. (Tesis de Licenciatura) Escuela de Post
Grado. Universidad César Vallejo, Perú)

Charter, R. (2003). A breakdown of reliability coefficients by test type and


reliability method, and the clinical implications of low reliability. Journal of
General Psychology, 130(3), 290-304.
Escurra, L. (2013). CUANTIFICAOON DE LA VALIDEZ DE CONTENIDO POR CRITERIO DE
JUECES. recuperado de:
http://revistas.pucp.edu.pe/index.php/psicologia/article/download/4555/4534/

Escurra, L. (1988). Cuantificación de la validez de contenido por criterio de


jueces. Revista de Psi- cología. Pontificia Universidad Católica. 6(1 y 2),
103-111.

García Guadalupe J. (2018). “Revisión De La Instrumentación De Las Tesis De


La Escuela De Posgrado De La Universidad Nacional De Educación
Durante El Periodo 2012-2014” [En línea]. Recuperado de:
http://www.une.edu.pe/I-Congreso-Nacional-Educación-Exito-Siglo-
XXI/Martes-
13/07_I%20Congreso%20Nacional%20Educación%20PONENCIA.pdf

Gomez S. & Bolivar M. (2014). Validez y Confiabilidad. (Tesis de Maestría)


Instituto de Investigación y Postgrado. Universidad Yacambu, Venezuela

Hyrkäs, K., Appelqvist-Schmidlechner, K y Oksa, L. (2003). Validating an


instrument for clinical supervision using an expert panel. International
Journal of nursing studies, 40 (6), 619 -625p.

Ibarra, S., Segredo, S., Juárez, L. y Tobón, S. (2018). Estudio de validez de contenido y
confiabilidad de un instrumento para evaluar la metodología socioformativa en el diseño
de cursos. Revista Espacios 39(53), 24. Recuperado de:
http://www.revistaespacios.com/cited2017/cited2017-24.html

Juárez, L. y Tobón, S. (2018) Análisis de los elementos implícitos en la validación de


contenido de un instrumento de investigación. Revista Espacios, 39(53), 23. Recuperado
de: http://revistaespacios.com/cited2017/cited2017-23.pdf

Mercedes Fernández, L., Cayssials A. & Pérez M. (2009). Presentación del libro:
Curso básico de Psicometria ́ . Teoria
́ Clásica. Recuperado de:
https://www.redalyc.org/pdf/4596/459645444010.pdf

Merino, C., y Livia, J. (2009). Intervalos de confianza asimétricos para el in


́ dice
la validez de contenido: Un programa Visual Basic para la V de Aiken.
Anales de psicologia ́ , 25(1), 169-172.

Villacorta, B. (2017). Factores Psicométricos de la Escala de Perfeccionismo


Infantil en niños del distrito de Vić tor Larco Herrera. (Tesis de Licenciatura),
Universidad Cesar Vallejo, Trujillo, Perú. Recuperado de:
http://repositorio.ucv.edu.pe/bitstream/handle/UCV/721/villacorta_jr.pdf?se
que nce=1&isAllowed=y

Oros, L. (enero, 2003). Medición del perfeccionismo infantil: Desarrollo y


validación de una escala para niños de 8 a 13 años. Revista
Iberoamericana de Diagnóstico y Evaluación Psicológica,16(2), 4.