Está en la página 1de 2

Jihad vs. McWorld (1992) – Barber.

Hay dos posibles futuros políticos: globalización o tribalismo.

El tribalismo se basa en la guerra donde una cultura es puesta contra otra cultura, personas contra
personas, tribus contra tribus en nombre de sus creencias contra todo tipo de interdependencia y
cooperación.

La globalización trata sobre fuerzas económicas que demandan integración y uniformidad en todo
el mundo.

Estas dos tendencias actúan en igual fuerza una contra la otra, pero tienen algo en común, ninguna
promueve la democracia. El planeta se está fragmentando y uniéndose al mismo tiempo.

McWorld: tiene cuatro imperativos: el imperativo de mercado, el imperativo de recursos, el


imperativo de información/tecnología, y el imperativo ecológico. Estos imperativos combinados
garantizan la victoria sobre el faccionismo y el particularismo.

1. Imperativo de mercado: todos los estados son vulnerables a la expansión de los mercados,
es un imperio económico que salta sobre los límites nacionales. Requiere paz y estabilidad
internacional para que los productores y consumidores tengan una relación cordial, la
misión de la ley internacional pasa a ser de reforzamiento de contratos y tratos entre los
gobiernos, y de regulación de cambio y monedas. También requiere un lenguaje y moneda
común, el resultado es producir comportamientos comunes entre los estados; van en
camino opuesto de las religiones, culturas y nacionalidades (elementos que producen
identidades colectivas).
2. Imperativos de recursos: se refiere a la independencia económica, esto viene de la antigua
Grecia, quienes buscaban autarquía de sus polis (que sean autosuficientes sin depender de
otras polis). Esta idea fue tomada por los estadounidenses en el s. XIX: con su territorio
despoblado, bastos recursos naturales, y acceso a los dos océanos. Esta idea no puede
permanecer en el tiempo debido al uso desmedido de esos recursos y a la mal distribución
de otros recursos por el mundo (como el petróleo), cada nación necesita algo a otra le
sobra.
3. Imperativo de información/tecnología: el progreso científico depende de la comunicación,
racionalidad, colaboración e intercambio de información. La expansión del hardware
implica la penetración de los avances tecnológicos en los estados como la computadora, la
televisión, los satélites, etc. con fin de crear una red re información y comunicación. La
expansión del software implica penetrar en las culturas, pudo hacerlo Estados Unidos con
la americanización de la industria televisiva. Es más importante la supremacía del software
que la del hardware ya que entrar en la cultura de un estado es mucho más poderoso que
someterlo militarmente. “McDonald’s en Moscú y Coca-Cola en China son factores que
contribuyen más a crear una cultura global que la colonización militar”.
4. Imperativo ecológico: los avances en el desarrollo tienden a destruir los ecosistemas, por
ejemplo la destrucción de la selva amazónica por parte de Brasil para tener mas territorio
1
para arado. Los países desarrollados responden a esto de manera hipócrita diciendo que “el
mundo no puede permitirse su modernización ya que nuestro desarrollo ya lo ha dejado
seco”.

Jihad: su objetivo es crear una identidad local, solidaridad entre los miembros garantizando el
aislacionismo y la exclusión de extranjeros y quienes no estén de acuerdo internamente en el
sistema. El autor le pone el nombre de jihad a la guerra no como instrumento político, sino como
emblema de identidad y expresión de una comunidad, el mensaje del nacionalismo, que una vez fue
de integración, pasó a ser de división y aislacionismo con el fin de rescatar identidades y escapar
del McWorld. Las instituciones de la globalización a veces resultan ineficientes contra estados
nacionales o contra facciones en permanente rebelión contra la uniformidad e integración. Hubo
más de 30 guerras en el último año (1991) en su mayoría por motivos étnicos, raciales o religiosos,
algunos ejemplos de estas facciones son palestinos, kurdos, catalanes, etc.

Democracia: la postura de McWorld se centra en la instauración de políticas en cuanto a la


administración, mercados y sus postulados económicos, le es indiferente la democracia. La postura
de la jihad es antidemocrática, se centra en una dictadura de un “partido”, gobiernos de juntas
militares y fundamentalismos, la historia ha demostrado que el intentar instaurar democracias en
estas áreas ha resultado en anarquía, represión y persecución; la democracia debe surgir desde
dentro, no puede ser impuesta desde fuera.

Confederaciones: hay una forma de gobierno que puede establecer un punto medio entre la
identidad local de la jihad y la comunidad económica global del McWorld, es una confederación de
estados. Postula la protección de las minorías y la universalización de la ley, se les brinda a las
regiones (más chicas que los estados) cierta autonomía y jurisdicción dentro del marco de un poder
superior que es la confederación, esta es la mejor solución, pero no seria posible establecerla ya
que los que buscan la identidad local no aceptaría a nadie por encima.