Está en la página 1de 23

Suscríbete a DeepL Pro para poder editar este documento.

Entra en www.DeepL.com/pro para más información.

859
IEEE Transactions on Power Delivery, Vol. PWRD-2, No. 3, julio de 1987

LA INCIDENCIA DE LOS RAYOS EN LAS LÍNEAS DE


POUER

A J Eriksson
* Miembro
Senior

Instituto Nacional de Investigación en Ingeniería


Eléctrica Consejo de Investigación Científica e
Industrial Pretoria, Sudáfrica

Resumen - Este artículo aborda el concepto de Td = nivel de queraúnico en las proximidades


radio de atracción del rayo y los procedimientos de
para estimar el número de relámpagos a las líneas la línea (días de tormenta por año)
de energía. Los datos empíricos - extraídos de
observaciones extensas de la incidencia de rayos b = la distancia horizontal entre
sobre varias estructuras prácticas (incluyendo los cables de blindaje en
líneas) - están relacionados con un modelo metros.
analítico simple del proceso de golpeo, y se
presenta una expresión generalizada para estimar la H = altura media de los cables de
incidencia del golpeo. La comparación de la nueva blindaje en metros
expresión con la práctica actual, sugiere que esta
última puede llevar a subestimaciones de más del En la práctica, cuando se intenta llevar a
5O% en el rango de altura de 10 - 30 m, y además, cabo cálculos del rendimiento esperado de las
que la incidencia esperada de los golpes a las líneas en materia de rayos, se producen
estructuras más altas podría ser sobreestimada en incertidumbres considerables en el uso de
un 30% o más. expresiones como la ecuación (1) anterior, durante
varias temporadas:
INTRODUCCIÓN
- La relación entre la densidad del flash de
En general, excluyendo los efectos tierra Ng (que realmente determina la
topográficos locales, hay dos factores principales incidencia de los golpes a la línea) y el
que influyen en la incidencia de las descargas nivel de quema Td, (que se relaciona
directas de rayos en las líneas de transmisión y meramente con la incidencia de las tormentas
distribución prácticas: eléctricas en el área), está generalmente
muy mal definida - excepto en aquellas áreas
(1) La incidencia regional de los rayos en la donde el Mg se mide directamente.
zona. Esto se define normalmente por la
densidad media anual del flash de tierra, Ng - La constante que relaciona la anchura de la
(destellos/km 2, año) en las proximidades de hilera atractiva con la altura de la línea -
la línea, o, cuando no se dispone de datos de como en la ecuación 1 anterior - se deriva
Ng, por la densidad regional queraúnica. normalmente de la experiencia empírica sobre
nivel Td (días de tormenta al año). el rendimiento práctico de las líneas en
áreas donde la densidad de destello real del
(2) El "atractivo" de la línea y de sus suelo no se conoce, y tiene que ser estimada
estructuras de soporte (es decir, la a partir de alguna relación asumida con la
distancia a la que la línea atrae los rayos). Td. Esta incertidumbre se agrava aún más por
los problemas prácticos de identificar sólo
Tradicionalmente, ha sido una práctica común
las interrupciones relacionadas con los
asumir que una línea lanza alguna forma de
rayos en cualquier encuesta sobre el
"sombra eléctrica" sobre la tierra y que rendimiento práctico de la línea.
cualquier rayo que normalmente caiga dentro
de esta zona de s o m b r a - o franja atractiva - El propósito de este documento es resumir
es interceptado por la línea en su lugar. El ancho los datos disponibles con respecto a la incidencia
de esta atractiva hilera a cada lado de la observada del rayo en las estructuras prácticas -
línea normalmente se asume que depende de la incluyendo las líneas eléctricas - y por lo tanto
altura y a menudo se expresa como un múltiplo derivar expresiones para el "atractivo" real o
de la altura promedio de la línea (típicamente área atractiva presentada por estas estructuras.
el doble de la altura de la línea). También se hará referencia a un modelo analítico
generalizado mediante el cual el área atractiva
Por ejemplo, a continuación se muestra una que presenta una estructura puede ser estimada a
relación que se está utilizando actualmente para partir de una representación simplificada del
estimar el número de destellos de una línea: (1] proceso de caída del rayo. Los resultados de los
estudios empíricos y el trabajo de modelización
analítica se combinarán entonces para proporcionar
relaciones simples, que se considera que deberían
dondeN = número de relámpagos a la línea proporcionar una estimación más precisa de la
por 100 km por año incidencia media esperada de las caídas de rayos
en las líneas de energía práctica - en contraste
con los métodos actuales.

ESTUDIO DE FONDO SOBRE LA INCIDENCIA DE


LAS HUELGAS EN LAS ESTRUCTURAS
PRÁCTICAS

86 W 166 -3 Un papel reeonizado y aprobado En 1978 [2], el escritor encuestado publicó


datos
que comprendía unos 3 OOO de relámpagos observados
por el Comité de Transmisión y Distribución del
a una variedad de estructuras, que iban desde 22 m
IEEE
de la Sociedad de Ingeniería Eléctrica del IEEE a más de
para presentar...
540 m de altura - en una muestra que compone
tlOD en el IEEE/PES 1986 Winter Neeting, Nueva
Nueva York, 2 de algunos años de estructura lO OOO deobservation.
febrero York, 7, 1986. Envío de La gran mayoría
nanoescritura... de estas estructuras eran independientes,
cedido el 8 de julio de disponible para su consistentes
198§; hecho principalmente de mástiles instrumentados o
impresión
Diciembre k , 198 3 . chimeneas.
Estas estructuras estaban ubicadas en varias
*Actualmente con BBC Broum Boveri, Ltd., regiones del mundo, lo que implicaba zonas de
Zurich - Oerlikon, Suiza diferente incidencia de tormentas eléctricas
regionales (por ejemplo, en el caso de la
República Checa).

0885-8977/87/07(O-0859S01.0001987 IEEE
860

nivel de queraunico, Td) - y era necesario, por


lo tanto, normalizar los datos a una base de
referencia común. En el momento de este estudio,
en ausencia de datos regionales de densidad de
relámpago de tierra para estas estructuras, el
escritor adoptó un nivel de referencia Td = 30
días de tormenta para esta base, y también asumió
una relación lineal con la densidad de relámpago
de tierra (Ng = 0,1 Td) - de acuerdo con la
literatura entonces disponible que relaciona Ng
con Td {31.

Sin embargo, después del análisis anterior,


el despliegue a gran escala de unos 400 contadores
de rayos terrestres en todo el sur de África [4] i-
proporcionó una oportunidad única para examinar la
correlación entre las observaciones regionales de
Ng y Td a través de una amplia gama de variaciones
en el nivel queraúnico. Las relaciones resultantes
entre los registros anuales de Ng y Td, extraídos
de unas 60 estaciones de toda el África meridional
durante un período de análisis de seis años, se
muestran en la figura 1 y dan lugar a la u°
correlación [51]:

Ng = 0, 04 Id , 25 .., ,, , , , , ,, ,. - • . - •............ (2)


Q04
allí Ng = densidad de destello anual del suelo'
(km' 2 yr' 1
y Td = días de tormenta al año

Fig. 2 Las coincidencias se reflejan en las


estructuras de varias alturas.

,0,* estudios de relámpagos en una variedad de


estructuras que una proporción creciente de
destellos en estructuras más altas (es decir, con
0,I — alturas superiores a unos lOO m), fueron iniciados
"“ 0,04 - por líderes que progresaban hacia arriba - en
contraste con los destellos observados en
estructuras más cortas, que invariablemente
involucraban líderes que descendían. La
0,01
610 diferencia8
Las características de los distintos tipos de rayos
fueron
aclarado en los extensos estudios de Berger t#l -
Fig. 1 Se ha observado la correlación entre la que también demostraron que los flashes iniciados
densidad de los destellos en el suelo y por el líder ascendente implicaban parámetros de
los días de tormenta. descarga radicalmente diferentes a los del flash
descendente más habitual.

El destello descendente más común es la


principal preocupación de las estructuras de poder
generalmente cortas
Esta relación proporcionó una base más y es necesario, por lo tanto, examinar su
realista para normalizar los datos originales de incidencia relativa con más detalle. En el curso
incidencia de rayos regionales (como se acumula en del estudio original sobre la incidencia de los
el estudio global de rayos en estructuras (2]), y rayos (2), también se analizaron los datos
por lo tanto el análisis anterior se ha repetido - disponibles sobre la incidencia relativa de los
pero esta vez con todos los datos de rayos en rayos ascendentes en función de la altura de la
estructuras normalizados a una densidad de rayos estructura. Estos datos se muestran en la Figura 3
en el suelo de referencia de Ng = l km/año. y dan la relación:

La incidencia anual normalizada resultante Pu = 52,8 {n H -230 ............................ (4)


de las huelgas se representa en la Figura 2 - Por
estructuras con alturas que varían entre 20 m y donde Pu es la proporción de destellos
500 m. Suponiendo una tendencia de la ley de ascendentes a una estructura, en
potencia, se obtiene la correspondiente función de la altura de la estructura -
dependencia de la altura media: expresada en porcentaje.
2, 05
Ne = 2, 4 x 10 H- ( 3) Esta expresión sólo es válida para alturas en
dónde Ns = número promedio de huelgas de aproximadamente 78 m - lo que, por supuesto,
por año para Ng = 1 y-2 año -1, es coherente con la tendencia de los datos
y H = altura de la estructura en metros observados, ya que no se observaron destellos
ascendentes en las estructuras por debajo de esta
Esto implica una incidencia de rayos que altura. En términos de los mecanismos físicos de
l iciación del líder, sin embargo, los
a destellos ascendentes pueden todavía
i
n
es proporcional al cuadrado de la altura de la en estructuras más cortas, y, a efectos de
estructura - como fue postulado originalmente por cálculo, es además conveniente aplicar una
Golde hace unos 40 años [6]. Sin embargo, más o relación que pasa monótonamente por cero. Una
menos al mismo tiempo (es decir, alrededor de curva de potencia ajustada a los mismos datos
1944), McCann, entre otros, (71 observados durante
861

toma la forma: 0en la premisa de que la incidencia del


relámpago observado en estructuras con alturas
inferiores a 100 m se relaciona sólo con destellos
descendentes - como se ha demostrado anteriormente
- la relación anterior puede
donde pu se expresa ahora por unidad. se aplicará a los datos disponibles sobre la
incidencia del flash para derivar el radio de
atracción equivalente que presentan estas
estructuras - en función de la altura de la
estructura. Por consiguiente, el conjunto de datos
apropiado se ha extraído de los datos presentados
en la Figura 2, y los valores resultantes del
radio atractivo derivado se representan en la
Figura 4. Aunque es evidente una considerable
dispersión, se indica una dependencia positiva de
la altura de la estructura. Una aproximación de la
curva de potencia a través de estos datos produce
la relación:

Ra = 16,6 H0,55 " """(7)

Fi'ig. 3 Incidencia observada de destellos Esta eQuation, por lo tanto, expresa el radio
ascendentes en relación con la altura atractivo medio presentado por las estructuras de
de la estructura. varias alturas - hasta por lo menos lOO m - basado
en el análisis de la incidencia observada de los
rayos a un gran número de estructuras prácticas.

La población original de relámpagos


observados que componen los datos de la figura 2, *
por lo tanto, comprende una mezcla variable en
altura de relámpagos hacia abajo y hacia arriba. °
Por lo tanto, la ecuación 3 representa la
incidencia de los destellos de ambos tipos
combinados, y puede combinarse con la ecuación 5
anterior, para obtener una relación para la
incidencia derivada de los destellos descendentes
solos - Nd - en función de la altura de la
estructura:

es decir, Nd = Ns (1

- pu) que conduce a:

Nd = 2, 4 x 10* 5 H2# 05 - 3, 0 x 1o' 9 H* ' 53 ...(6)

La tendencia de esta expresión también se


muestra en la Figura 2 y, como es de esperar,
indica que la contribución de los destellos Fig. 4 Radio de atracción equivalente para las
ascendentes a la incidencia total de los mismos estructuras - derivado de la incidencia
sólo se hace significativa a alturas de estructura de la huelga observada a una variedad
bien en exceso de 100 m. de estructuras.

Por lo tanto, a efectos prácticos, los datos CONPAR ISIÓN CON UN NODO ANALÍTICO
disponibles sobre la incidencia de destellos
observados en estructuras con alturas inferiores a Golde [6] fue quizás el primer investigador
100 m (incluso si no se diferencian en términos de en demostrar que el atractivo de la estructura
destellos ascendentes y descendentes), pueden para los pararrayos que se aproximan hacia abajo
considerarse representativos de los efectos de podría depender tanto de la altura de la
atracción de tales estructuras a los destellos estructura, como de la magnitud y distribución de
descendentes solamente. la carga eléctrica que se baja en el pararrayos -
y por lo tanto, en última instancia, también de la
UN CONCEPTO DE RADIO DE ATRACCIÓN amplitud de la corriente de rayo resultante (con
EQUIVALENTE la precisión de que la corriente de rayo es
proporcional a la carga del pararrayos). En el
Dado el conocimiento de la densidad de curso de los cálculos del campo eléctrico en el
destellos de suelo regional Ng, dentro de la suelo debajo de un canal líder que se aproxima,
vecindad de una estructura particular, la desarrolló un modelo simple para la estimación de
incidencia media anual de destellos descendentes a la distancia de impacto del rayo - tomada como la
la estructura, Nd, puede ser representada en el altura de la punta líder sobre el suelo, en la
término6 de un área atractiva equivalente, A, es cual se desarrolló una fuerza de ruptura crítica a
decir: través del espacio de aire final. Suponiendo que
una carga de líder de 1 C era aproximadamente
Nd = Ng . A, donde A is en km* . equivalente a la amplitud promedio de la corriente
de golpe, mostró que
A su vez, para una estructura independiente - como
un mástil o una chimenea - esta área puede ser
expresada como:
Los radios "protectores" de la estructura (es
A = x Ra2 x 10-6 decir, los radios atractivos) podrían expresarse, en
promedio, mediante:

dondeRa = el equivalente de la estructura attrac- Alternativamente, para una estructura


radio (en metros) particular, se puede estimar el Ra a partir de la
incidencia de la huelga observada en la
862
estructura, utilizando las expresiones anteriores, Ra = 2H.
es decir
En ausencia de datos más completos sobre la
amplitud del trazo en ese momento, asumió una
amplitud promedio del trazo de 20 kA 19]. Dados
los extensos estudios de Berger [8] y Popolansky
[10] entre otros, y la aceptación general ahora de
una amplitud media de corriente de alrededor de 35
kA (11], no es irrazonable, por lo tanto, postular
que el
863

El atractivo medio de las estructuras podría de tomado como consecución de una intensidad de campo
hecho el crítica
se extienden más allá de una distancia del doble t3 x io 6 V/m) en el extremo de la estructura - es
de la altura de la estructura y, en su trabajo más decir, sobre el radio crítico de la corona [17].
reciente, esta posibilidad fue de hecho reconocida
por Golde [12]. Basándose en los conceptos anteriores, se
sigue un procedimiento de cálculo escalonado, por
En una extensión de estos conceptos de el cual el elemento pararrayos descendente se baja
modelación anteriores, el escritor ha aplicado el hasta que se alcanza el criterio anterior de
conocimiento moderno de los parámetros del rayo y iniciación del pararrayos ascendente en la parte
la mejor comprensión de los mecanismos de superior de la estructura. Según Golde (121), esta
desarrollo del líder durante la ruptura de grandes posición de aproximación del líder descendente se
brechas de aire, a un estudio del modelo analítico define como la distancia de ataque -
simple descrito en la Figura 5. específicamente ahora para la altura de la
estructura en cuestión y la magnitud particular de
la carga sobre el elemento líder. A su vez,
dependiendo de las velocidades relativas de
aproximación del líder descendente y del líder
ascendente recién iniciado, la terminación del
golpe sobre la estructura requiere la
interceptación del líder descendente por parte de
este líder ascendente, y esto se demuestra
fácilmente que es posible sólo dentro de un
volumen geométrico definido por encima de la
estructura [13].

Se desarrollaron rutinas iterativas para


llevar a cabo estos cálculos sobre un rango
comparativamente amplio de los parámetros
involucrados (es decir, altura de la estructura,
carga del líder, etc.) y los resultados
ilustrativos para dos alturas de la estructura se
muestran en la Figura 6.

Fig . 5Representación de un elemento líder descendente


que se aproxima a una estructura de
altura, H.

El proceso de modelado se ha descrito con


más detalle en otro lugar (13], pero incorpora los
siguientes aspectos:

(a) Se supone que las estructuras en cuestión


pueden ser consideradas como independientes
y capaces de una representación aproximada
por medio de una geometría cilíndrica (es
decir, mástiles, chimeneas altas y torres de
líneas de transmisión).

(b) Una rama principal de un pararrayos cercano La relación vectorial relativa de


que se aproxima hacia abajo está aproximación del líder hacia arriba/abajo fue
representada por un elemento líder de carga tomada como unidad (basada en estudios de chispa
lineal que desciende verticalmente. larga y de líder de relámpago) [18], y los
volúmenes dentro de los cuales la interceptación
(c) La corriente máxima de carrera prospectiva del líder es posible son representados en la
disponible de este elemento líder, se Figura 6 por los loci aproximadamente parabólicos.
En términos de este modelo, el radio de atracción
considera en promedio que está relacionada
de la estructura - para un valor específico de
con la carga líder integrada, a través de la
carga de líder - está definido por el radio
correlación observada experimentalmente por seccional de este volumen de colección - a la
Berger entre la corriente máxima y la carga distancia de impacto particular (para la misma
de impulso [14]. magnitud de carga de líder).
( d) El aumento del campo eléctrico en la parte
superior de la estructura causado por su De esta manera, repitiendo los cálculos
saliente sobre el nivel del suelo se expresa sobre un amplio rango de alturas de estructura y
en términos de un factor de aumento de campo parámetros de rayos, es posible derivar relaciones
- que a su vez se deriva de la relación generalizadas entre el radio de atracción y la
dimensional de la estructura (es decir, la altura de la estructura - en función de la
altura en relación con el radio cilíndrico) corriente de rayo prospectiva
[15]. Teniendo en cuenta también el concepto - como se ilustra en la Figura 7.
de radio crítico1 , tal y como se aplica en
los estudios de ruptura de grandes huecos en La regresión a través de estas estimaciones
el aire [16], la microgeometría de la derivadas analíticamente del radio atractivo de la
estructura se representa considerando estructura produce la expresión: [13]
estructuras equivalentes de la misma altura,
pero con radios efectivos dados por el radio In
Ra = . 0,84 H(8)
crítico de la corona.
el criterio para la iniciación de un líder
e) Se suponen condiciones atmosféricas estándar, y ascendente desde una estructura particular es
864 a = 0,7 HO,o8
donde

and I = amplitud del pico de corriente de la


carrera en kA.
865

sobre líneas con alturas de torre que varían entre 9


y
45 m, y a través de regiones que experimentan 20 -
70 días de tormenta al año.

Al analizar estos datos, se ha adoptado


nuevamente el concepto de un ancho de sombra, o
franja atractiva de dimensiones horizontales Ra en
el lado eaoh de la línea, de acuerdo con la
práctica común, como se ha señalado anteriormente;
es decir, la incidencia anual de la huelga en una
línea puede expresarse como:

N = Ng(b + 2Ra) x lO'l por 100 km por año (12)

Alternativamente, dada una observación de la


incidencia del rayo, N , a una línea particular
durante un período de muestra, se puede derivar el
radio atractivo equivalente presentado por esa
línea:
lON
Ra = 0, 5 ( - b)
Ng

eléctricas, pero el estudio de la literatura ha dado


lugar a unas cinco fuentes importantes. Estas
Fig. 7 Radios atractivos en relación con la altura fuentes, y los datos correspondientes, se resumen en
de la torre y la corriente de pico - el Apéndice, y comprenden más de 3 OOO de impactos a
derivados del modelo analítico. lo largo de 6500 km de años de observación,

En el rango práctico de las alturas de


estructura de las líneas eléctricas (digamos 10 -
100 m), - esta expresión puede simplificarse como:

Tomando la amplitud media de la corriente I = 35


kA, por lo tanto, esto es eEquivalente a:

(10)

que concuerda comparativamente bien con la


tendencia de la aproximación previa derivada
empíricamente (Ra = 16,6 0,55) - como en la
ecuación 7.

Dada la amplia dispersión de los datos


empíricos originales, junto con las
simplificaciones del modelo analítico, los
segundos valores decimales de las constantes
anteriores se consideran insignificantes y se
sugiere que tanto las expresiones analíticas como
las derivadas empíricamente se combinen en una
expresión simplificada:

Ra = 14(11)

que se aproxima a la tendencia de cualquiera de


las dos relaciones dentro de un 10%
aproximadamente en el rango práctico de alturas
involucradas (es decir, hasta unos 100 m). Como se
evidencia en los resultados analíticos
representados en la Figura 7, esta última
expresión (eqn 11) representa el radio atractivo
promedio presentado por las estructuras - en
función de la altura (es decir, sólo para los
valores promedio de las corrientes de trazos). En
la práctica, es evidente que los radios de
atracción individuales presentados por las
estructuras variarán en base a cada golpe,
dependiendo de las intensidades relativas de 6
golpes.

COMPARACIÓN CON OBSERVACIONES DE LÍNEAS DE POUER

Todas las observaciones anteriores se han


basado en un estudio de estructuras
independientes, y es necesario examinar hasta qué
punto las tendencias anteriores y el concepto de
radio de atracción son también aplicables a las
geometrías de líneas eléctricas. Hay una seria
escasez de datos fiables sobre la incidencia de
los relámpagos observados en las líneas
866 Con la excepción de los datos de la línea
de prueba de 11 kV, el otro material fuente
resumido en el Apéndice estaba relacionado con
el índice queraunico regional, Td; por lo tanto,
se aplicó nuevamente la eQuación 2 para derivar
la correspondiente estimación de la densidad
media de destellos en el suelo, Ng.

Sobre esta base, se aplicó la eQuación 12


a un análisis de los datos de incidencia de
rayos observados en estas líneas, para derivar
los radios atractivos eQuivalentes que presentan
estas líneas, lo que arroja unos nueve valores
en función de la altura de las mismas. Las
estimaciones resultantes se muestran en la
Figura 8 - junto con la tendencia de la
expresión de estimación simplificada sugerida
(Ra = 14 H0,6),

Radio de atracción equivalente para las


líneas - derivado de la incidencia
observada de la huelga en las líneas
eléctricas prácticas.

(En cada caso, las letras de esta figura


denotan la fuente del material, tal como se
codifica en el Apéndice x . )

Los límites verticales de los valores de


Ra estimados reflejan la dispersión en Td
observada a lo largo de los períodos
individuales de estudio, y las incertidumbres
registradas en la incidencia de las huelgas
observadas. Los límites horizontales de cada
punto denotan el rango de altura entre la altura
de la estructura (es decir, de los cables de
blindaje en las torres, He), y la altura media
de los cables de blindaje a lo largo del vano
(se supone que es de 0,7 He).

En general, como puede verse en la figura,


estas estimaciones del radio de atracción de las
líneas eléctricas (tal como se deriva de la
incidencia observada de las huelgas en estas
líneas) se agrupan de manera comparativamente
cercana a la tendencia de la expresión
simplificada para el radio de atracción medio.

La tendencia del supuesto tradicional de que


Ra
867
5O0
= 2H, también se representa en la Figura 8 y
muestra una considerable desviación de los datos
observados, y en relación también con la expresión
del radio de atracción. Esta desviación es
particularmente grande en el rango inferior de las
alturas de la estructura (es decir, por debajo de
unos 30 m). Un aspecto importante aquí, es que 4OO
quizás la fuente más rigurosa de datos de
rendimiento de la línea en este rango de altura
(los datos de la línea de prueba de 11 kV),
concuerda bien con la estimación promedio de radio
atractivo, pero se desvía considerablemente de la
tendencia Ra: 2H. Este último predeciría una OOO
incidencia de huelgas unas cuatro veces menor que lEEE SIuPLlFICQ
ETnOQ
la observada en realidad en esta línea durante un
— N£W
período de estudio de seis años. fxPRESSOW

COMENTARIOS FINALES
000
Por lo tanto, en base a los análisis anteriores,
en contraste con la forma anterior de estimar
expresiones - como la ecuación 1 (que de hecho se T¢-30
aplica actualmente en el método simplificado del
IEEE [1]), se propone que la incidencia promedio
de rayos en las líneas se estime combinando las
ecuaciones 11 y 12:-.

... (13) *
100

(Obsérvese que los datos de rendimiento de la


línea que se muestran en la Figura 8 indican
generalmente que el uso de la altura de la torre
(es decir, He),) en lugar de la altura media del
vano, daría una estimación más realista).
20 90 60 80 OOO
En aquellas situaciones en las que no se
dispone de datos sobre la densidad de destellos en
el suelo (Ng), se propone que se aplique la
correlación del índice queraunico, es decir
F1g. 9 Comparación entre la relación
kg = 0, 04 Td * , 25 simplificada del IEEE y la expresión
propuesta para estimar la incidencia
y por lo tanto la ecuación 13 puede ser reescrita del rayo en las líneas eléctricas.
como:
Aunque la expresión de estimación propuesta
N = 0,004 Td . tiene
(14)
tiempo prolongados (es decir, muchos cientos de
La Figura 9 muestra una comparación entre kilómetros de años de observación). En los cálculos
los resultados de la muestra que se derivan de a corto plazo, o estudios de tipo Monte Carlo, sería
lafrom both the expresión del método simplificado preferible utilizar procedimientos de estimación que
IEEE (es decir, eQuation 1) y la relación anterior tengan en cuenta las dependencias de la amplitud de
- para dos niveles de índice queraunico Td. En la corriente (como el presentado anteriormente, en
general, there is la desviación significativa la ecuación 9) - e integrar sobre la distribución de
entre las dos expresiones de estimación.For las amplitudes de la corriente del rayo.
example, this work would suggest that
La relación del Método Simplificado del
IEEE podría subestimar la incidencia de las
huelgas hasta en un 50%, en el rango normal de las
alturas de las líneas de distribución y de las
estructuras de las líneas de transmisión (es
decir, 10 - 30 m), hasta en un 50%, pero también
podría sobrestimar sustancialmente la incidencia
de las huelgas en estructuras mucho más altas (es
decir, 60 - 100 m) - en más de 30¥.

En conclusión, el autor considera que hay


suficiente consistencia en las tendencias de los
datos empíricos sobre las observaciones de la
incidencia de las huelgas en las estructuras y
líneas (aunque limitada en este último caso),
junto con la de la relación derivada
analíticamente (es decir, la ecuación 10), para
sugerir que la forma modificada de estimar la
expresión - como se propone en las ecuaciones 13 y
14 - debería producir estimaciones más realistas
de la incidencia esperada de las huelgas en las
líneas eléctricas - especialmente en relación con
las relaciones anteriores basadas en 2H. Sin
embargo, cabe destacar que dichas expresiones se
refieren a los promedios a largo plazo que podrían
esperarse en líneas largas durante períodos de
se ha derivado del estudio de una muestra
868
exhaustiva de datos empíricos, hay que reconocer
que todavía hay una considerable dispersión
dentro de los datos de la fuente
- debido a las dificultades de observación y a
la dispersión observada en la relación entre el
nivel de queraúnico (Td) y la densidad del riash
del suelo (Ng). Por lo tanto, a largo plazo,
existe una necesidad primaria de datos de mejor
calidad, lo que implica observaciones rigurosas
de la incidencia de las huelgas en las líneas
eléctricas prácticas, junto con mediciones
paralelas de la densidad de destellos en el
suelo a nivel regional.

PEFERENC
IAS

1] Grupo de Trabajo del IEEE sobre el


rendimiento en materia de relámpagos c:f
Líneas de transmisión. "Un método
simplificado para estimarelrendimientoenmateriaderelámpagosdelaslíneasde
transmisión" IEEE Trans. PAS-104, págs.
919 a 932, abril de 1985.

2 1Eriksson, A J. "Rayos y estructuras altas"


TRANS SAIEE, Vol. 69, Pt 8, Agosto 1978.

[3] Prentice, S A. "Frecuencia de descarga de


rayos". LIGHTNING Vol 1, Capítulo 14
(Academic Press, Londres, 1977) editado
por R H Golde.

[4] Anderson, R B, van Wiekerk, H R,


Kroninger, H y Meal, D V, "Development and
field evaluation of a lightning earth
flash counter", Proc. IEE, Vol. 131, Pt A,
No. 2, pp 118-124, Marzo 1984 .

[5 Anderson, R B, Eriksson, A J, Króninger,


H, Meal, D V y Smith, MA. "Lightning
and
865

Thunderstorm Parameters" , IEE Conference Pub Power Systems, IEE Conference Publication No
- 1i cation No . 236, London , June 1984 . 236, 1984 .

[6] Golde, R.H., "The freQuency of occurrence AJ) Comprende 309 observaciones de golpes a torres
and the distribution of lightning flashes to instrumentadas a lo largo de secciones de
transmission lines", AIEE Trans. Vol. 64, unos 120 km de línea de 88 kV - durante un
pp. 902-910, 1945. período de ocho años en una región que
experimenta un promedio de Td = 54.
[7] McCann, G D, "The measurement of lightning Referencia de la fuente: Anderson, R B y
currents in direct strokes", AIEE Trans. Vol. Jenner, R D, "Un resumen de ocho años de
63, pp. 1157-1164, 1944. investigación sobre rayos en Rhodesia del
Sur", Trans. SAIEE, julio de 1954, págs.
[8] Berger, K, "The earth flash" LIGHTNING 215-241.
Vol.1, Capítulo 5 (Academia Press, Londres 1977)
editado por R H Golde. P) Comprende un estudio de la incidencia de las
huelgas en siete líneas de transmisión (110
[9] Golde, R H, "Lightning performance of high- - 220 kV) en lO años
voltage systems", TRANS SAIEE, Vol. 60, Pt 12, - con 1.077 impactos en 3.450 km de años de
Diciembre 1969. observación, en una región que experimenta
entre 20 y 35 días de tormenta al año.
10) Popolansky, F, "Frequency distribution of Referencia de la fuente: Popolansky, F,
amplitudes of lightning currents", Electra "Measurement of lightning currents in
No 22, pp 139-146, 1972. Czechoslovakia and the application of obtained
parameters in the prediction of lightning
[11] Anderson, R B y Eriksson, A J, "Lightning outagesges of EHV transmission lines", CIGRE
parameters for engineering application" Paper 33-03, 1970 Session, Paris.
Electra No 69, pp 65-102, Marzo 1980.
A,B, Comprende un estudio de la incidencia de la
[12] Golde, R H, "The lightning driver", huelga individual C,D) a cuatro líneas (66 - 100
LIGHTNING Vol 2, Chapter 17, (Academia kV) sobre
Press, London, 1977) editado por R H Golde. ocho años - lo que implica 1 506 observaciones
durante
[13] Eriksson, A J, "The lightning ground flash - an 2 100 km de estudio, en una región que
engineering study", Tesis de doctorado, Universidad experimenta 32 - 34 días de tormenta al año.
de Natal, 1979 (Informe especial del CSIR Referencia de la fuente: Hansson, E y
ELEK 189, Pretoria, diciembre de 1979). Waldorf, S K, "An eight-year investigation
of lightning currents and preventive lightning
[14] Berger,K, "Method and results of research on protection on a transmission system", AIEE
lightning on Mount San Salvatore, 1963- Trans. Vol. 63, mayo de 1944, pp. 251-258.
1971", C E Trans. 6253 de Bull. SEV, Vol 63, NOTA: Los datos de estas líneas fueron ampliados en el
No. 24, noviembre de 1972. estudio de D
s- referencia (6) en el cuerpo del documento.
io

[15] Anderson, R B, Eriksson, A J y Kroninger, H, 0V-1 Comprende un estudio de dos años sobre el
"Rayos y estructuras altas - algunas golpe directo y la incidencia en secciones de 30
observaciones preliminares", 4ª Conferencia - 50 km de línea de 345 kV
Internacional sobre Descargas de Gas, IEE 0V-2 - que implica más de 70 observaciones a lo largo
Conf. Publicación No 143, 1976. de aproximadamente
80 km de años, en una región que experimenta
161 Carrara, G y Thione, L, "Switching surge unos 45 días de tormentas al año.
strength of large air gaps - a physical Referencia de la fuente:Rorden, H C, Zobel,
approach", IEEE Trans. PA5 Vol. PAS-95, pp E S y Lippert, G D, "Dos años de experiencia
512-520, 1976. con rayos en
Líneas de 345 kV", AIEE Trans, Vol. 76,
117] Jones, B y Waters, R T, "Air insulation at diciembre de 1957, pp 954-960.
large spacings", Proc. IEE, Vol. 125, No
llR, pp 1152-1176, 1978.
Andrew J Eriksson (M'79-SM'81)
181 Allibone, T E, "Velocities of leader-strokes
to lightning nació en Ar us ha , Tanganyika el
and spark discharges", J
, 25 de abril de 1946. Recibió
Franklin Inst. , Vol. 306, pp 35-39, 1978.
los títulos de B.Sc., M.Sc. y
APP END IX Ph.D. de la Universidad de
Natal, Durban, Sudáfrica, en
1967, 1969 y 1979 - en
RESUMEN DE LOS DATOS DE LA FUENTE SOBRE LA
ingeniería eléctrica - y es un
INCIDENCIA DE HUELGAS OBSERVADA EN LAS LÍNEAS
-Ingeniero Profesional en el S u r
P0UER
África. Se unió a la National
En 1969, en el Instituto de
(Como se muestra en los puntos marcados con letras
en la Figura 8) Investigación de Ingeniería Eléctrica del Consejo
Sudafricanopara la Cienciay la Investigación, donde ha
TL) Comprende 49 observaciones de impactos desempeñado un papel fundamental en el desarrollo de
directos confirmados en una línea de los programas de investigación sobre rayos,
distribución de prueba de 11 kV de 10 km de perturbaciones del sistema eléctrico e ingeniería
longitud, totalmente instrumentada, de alto voltaje. Después de dos años en la práctica
registradas durante un período de seis años, privada como ingeniero consultor especializado, se
durante el cual la densidad de rozamiento reincorporó al CSIR como Director en NEERI y
del terreno medida fue de 39,9 km: Eriksson, actualmente se desempeña como Líder de Programa,
A J y Meal, D V, "The incidence of direct Tecnología de Sistemas de Potencia.
lightning strikes to
structuresandoverheadlines", IEE International El Dr. Eriksson es miembro de la Sociedad de
Conference on Lightning and Ingeniería Eléctrica del IEEE y también es miembro
del Grupo de Trabajo del IEEE sobre el Desempeño
de las Líneas de Transmisión en relación con el
870 El Dr. Eriksson es también miembro de la
Rayo.
EEI (Londres) y de la EFS (Johannesburgo).
8ó6
de las observaciones de campo (una reducción de la relación de
Michael F. StrlngfeEow (Atlantic Scientific Corp., Melbourne, FL): La protección con el aumento de la altura). Por otro lado, el
mayor barrera para comprender mejor la incidencia de los rayos en las modelo original produce resultados que contradicen la
líneas eléctricas es la falta de datos sobre la densidad de los rayos en tendencia de las observaciones de campo.
el suelo. Dos estudios [1,2] apoyan la relación entre la densidad
anual de los flujos de aire hacia el suelo y los truenos sugerida en el
documento. Sin embargo, sugieren además que existe una relación 10
aproximadamente lineal entre la densidad de los flujos de tierra y la
duración de las tormentas reportadas por los observadores. Ambos
estudios dan cifras de alrededor de 0,05 descargas de tierra por
kilómetro cuadrado por hora de tormenta. Dado que se dispone de 8
datos sobre la duración de las tormentas en muchas partes del
mundo, éstos pueden permitir una estimación ligeramente mejor de
la densidad de los destellos que la ley de potencia relativa a los días
de trueno.
Los datos experimentales presentados en el documento
representan una contribución muy valiosa a nuestro conocimiento.
En particular, indican una cantidad mucho mayor de rayos en las
estructuras bajas (como las líneas de distribución) de lo que se
supone generalmente.
Mi principal preocupación es con respecto a la modelación del Dr.
2
Eriksson del proceso de captura final y su descuido de la carga llevada
a cabo en ramas líderes distintas a la principal considerada. Las
imágenes de radio de los relámpagos [3] retratan la profusa
ramificación de los líderes. Esto sugiere una distribución muy difusa
de la carga en los muchos líderes descendientes. El enfoque analítico 0 102060j060
adoptado en el documento de considerar sólo una rama líder es, en
mi opinión, una simplificación excesiva.
Referencias
Fig. 1. Comparación entre los ratios de protección implicados en los
lJ V. P. Kolokolov y G. P. Pavlova, "Relations between some diferentes métodos de cálculo.
Thunderstorm Parameters", Trudy No. 277, A. I. Voeikov
Main Geophysical Observatory, Leningrado, 1972.
21 D. R. MacGorman, M. W. Mater, y W. D. Rust, "Lightning
Strike Density for the Contiguous United States from Se agradecería la respuesta del autor a los siguientes comentarios y
Thunderstorm Duration Reports," U.S. Nuclear Regulatory preguntas.
Commission Report NUREG/CR-3759, May 1984.
3J D. E. Proctor, "A Radio Study of Lightning", Informe, 3) La figura 6 muestra que el radio atractivo (protegido) es más
Universidad de Witwatersrand, Johannesburgo, Sudáfrica, grande para las amplitudes de carrera más altas, igual que en el
1976. modelo de Whitehead. Docs esto significa que el modelo de
Eriksson también predice que la amplitud mediana de los
Manuscrito recibido el 20 de febrero de 1986. trazos recogidos por la estructura aumenta con la altura y es
mayor que la amplitud mediana de los trazos a la lechada
plana? Si ese es el caso, entonces:
a) Esto contradice (11) del documento.
AbdulM. Mouaa (B.C. Hydro, Vancouver, Canadá) y K. D. Srivasteva b) La ecuación (10) debe ser obtenida usando la amplitud mediana
(Universidad de Columbia Británica, Vancouver, Canadá): Los al terreno de Jal, es decir, un valor menor a 35 kA.
participantes desean felicitar al Dr. Eriksson por sus continuas
contribuciones a este importante tema. Hay dos firmas del 4) Si el histograma de las corrientes de rayo a tierra plana se lleva
documento que los ponentes desean respaldar: a con- sistencia de n amplitudes discretas, entonces el radio de
atracción resultante para un mástil (Ram sería (basado en el
1) La suposición de que los golpes llegan en dirección vertical. modelo de Whitehead):
Basado en
en nuestro propio trabajo, consideramos que este enfoque es preferible athe n2
La distribución del ángulo de la carrera usada anteriormente en Rayo =(Ü Rakk)0.5 (4)
el modelo de Whitehead. El mayor éxito del modelo de
Whitehead ha sido su aplicación al diseño de líneas efectivamente
protegidas. Esa aplicación no se ve afectada
de cualquier manera, asumiendo que los trazos llegan a la incluyendo su distribución del ángulo de recorrido.
vertical. d) La relación original de Golde. Esto toma la forma:
2) El resultado del trabajo analítico y de campo es que la PR = 2.0.(3)
diferencia en el radio de atracción de las líneas eléctricas Como se muestra en la Fig. 1, modificar el modelo de
(también llamado radio protegido o pro- tectivo en la literatura) Whitehead llevando los trazos a w'"i produce r-suiis que
con el aumento de la altura es menor que lineal, es decir, que la rompen la tendencia
relación de protección (radio-peso protegido) disminuye con el
aumento de la altura. La figura 1 a continuación ofrece una
comparación entre las relaciones de protección implícitas en
los diferentes métodos de cálculo:
a) La relación de protección (PR) correspondiente a (7) del
documento que se basa en observaciones de campo. Esto
toma la forma:
PR = 16,6 H - 0,45(1)
b) Una curva calculada por los discutidores usando un modelo
modificado de Whitehead en el cual los trazos se asumen
como verticales. Esta curva se basa en una corriente media
a tierra plana igual a 30 kA y una distancia de impacto al
mástil igual a 1.2 veces la distancia de impacto a tierra.
El formato reciente de Wbitehead/IEEE correspondiente a
(1) del
papel. Esto toma la forma:
PR = 2 H 0,09,(2)
Esto se ha obtenido usando el modelo de Whitehead,
donde ek es la probabilidad de ocurrencia de la amplitud de la
corriente Ik. y R^k ES el correspondiente radio atractivo.
Por otro lado, el radio atractivo resultante para un cable de
horizonte (Rayo) viene dado por:
n
Ray =R-k'k'()
k=l
Así, para una distribución de frecuencia dada de las
amplitudes de las corrientes de rayo a tierra de fíat, los
atractivos radü para un mástil y para un cable no son iguales
entre sí. Por otro lado, el radio de atracción se calcula en el
papel para el caso de los mástiles, y luego se aplica sin
modificación a las líneas eléctricas.
3) Para llegar a (10), se supone que el radio atractivo resultante
de la estructura es el valor correspondiente a la amplitud
media actual, el mismo que utilizó Golde hace 40 años ((6) del
documento). Los que discuten sobre las ataduras sienten que es
necesario un perfeccionamiento de este método. Usando

amplitud de carrera simple (Ip) que


duce el mismo número de rayos que el histograma de entrada
completo de las amplitudes de corriente de relámpago a tierra
plana. El ratio entre el Iqp y la amplitud media de los rayos a
la tierra Ig se muestra en la Tabla 1 para ambos mástiles y
alambres horizontales. Esto muestra9 que:
867
d) El número de destellos en algunas de las líneas enumeradas no
á) THC fátÍo (Igq/ Iel gfBiftCf superior a 1,0. Esto se aplica a la se contó directamente, sino que se estimó a partir de otros
mayoría parámetros, por ejemplo, la tasa de interrupción de las líneas
de casos prácticos. no interrumpidas.
b) El índice (I¢q/Ig) es más alto para los mástiles que para los 10) La Figura 2 es una copia de la Figura 8 del documento con una
cables. curva añadida calculada por los ponentes para el caso de las
líneas eléctricas basadas en el modelo modificado de
Whitehead. Tomando en consideración los puntos 8 y 9
anteriores y observando que los puntos designados P, AJ y TL

Tabla 1
Efecto de la altura en la amplitud equivalente de una sola carrera; I¢ =
24 kA

10 20 30 á0 50 60 80 1 00

nST l . 25 I. 2 5 1 . 25 1.25 1. 26 i.2J 1 . 30 I. 37


eq 'e vinz i . iz 1. i i i . io i.a i . os i . io i.iy i . zo

6) Los factores de mejora de campo utilizados en el documento


parecen ser demasiado altos; por ejemplo, [15J asigna un
factor de mejora igual a 60 para el mástil de investigación
sudafricano de 60 metros. El papel asumió la condición de
distancia de impacto a alcanzar cuando el campo eléctrico en la
parte superior del mástil alcanzara los 30 kV/cm. Debe
notarse que otra escuela de pensamiento (Golde, 1978, [lJ
abajo]) considera que la anterior con- dición responde a la
ocurrencia de la corona en la parte superior de la estructura.
ttlfC, flot tO fldShOV f. TÍIC StfikÍflg diStdflTC CORditiOfl iS HH dSStl2fl-
El problema es que el gradiente promedio a través de la brecha
alcanza un valor crítico. Esto se puede comparar con el caso
familiar de los conductores de líneas de energía que están
frecuentemente en corona ytt raramente al borde de un salto
de fase a fase.
7) El efecto de la altura en la distancia de golpeo se desarrolla en
el papel para mástiles, y luego se aplica sin modificación al
conductor de la línea eléctrica. Si el efecto drástico de la altura
mostrado en la Fig. 7 se considera que se debe a la relación
(Hur) del mástil y al correspondiente factor de mejora del
campo, ¿qué factor en el molde de los conductores horizontales
se supone que produce el mismo efecto?
8) Las siguientes observaciones se refieren a los datos utilizados
para construir la Fig. 2:
a) La relación entre Ng y Td dada en la Fig. 1 muestra una
amplia dispersión, aunque se basa en mediciones en un solo
país (Sudáfrica). Cuando se fusionan los resultados
mundiales, se espera que la dispersión de los datos sea
aún mayor. El uso de una sola ecuación para normalizar
los datos utilizados en la Fig. 2 puede haber implicado
errores significativos.
b) El mejor conjunto de observaciones disponibles es el obtenido
de los mástiles de 70 m de Berger. Según [2] del
documento, se le asignó una "altura efectiva" igual a 350
m para que encajara en la Fig. 2. Desafortunadamente, no
hay acuerdo sobre una definición del término "altura
efectiva". Diferentes investigadores han asignado
diferentes alturas efectivas a los mástiles de Berger, ver {2]
abajo.
c) La mayoría de las estructuras utilizadas en la Fig. 2 son
chimeneas de fábricas. Dado que el número de destellos
descendentes no depende de la altura absoluta de la
estructura, sino de su altura sobre las características del
terreno (edificios de fábricas, silos, etc.) existen errores en la
asignación de la altura. Además, muchas de las estructuras
no están listadas individualmente en los conjuntos de
datos primarios, sino que están agrupadas en rangos de
altura.
9) Las siguientes observaciones se refieren a los datos de la línea
eléctrica utilizados en la Fig. 8:
a) Lo mismo que el punto 8a anterior.
b) El apantallamiento por árboles y otros objetos y probablemente
por otras líneas eléctricas que comparten el mismo derecho
de paso afecta significativamente al número de flashes de
la línea. Sin embargo, los datos de la fuente no suelen dar
esa información.
c) La altura media de la línea a lo largo del tramo depende
del terreno (plano, ondulado o montañoso). Asumir que la
altura media es del 70 por ciento de la torre de estanqueidad
para todas las líneas puede haber introducido errores.
868
son las más fiables de las observaciones de campo
enumeradas, parece que el modelo modificado de Whitehead
es igualmente adecuado para determinar el número de
destellos a las líneas eléctricas.

Tal como lo ha declarado el Dr. Eriksson, existe una


necesidad primaria de datos de mejor calidad. Esto eliminaría la
situación improductiva en la que el mismo conjunto de datos puede
ser alegado por diferentes autores para justificar métodos analíticos
completamente diferentes. Confiamos en que el trabajo de la Dra.
Eriksson liderará la producción de los datos necesarios.

Referencias
{1] R. H. Golde, "Rayos y Estructuras Altas", f roc. IEE, vol.
125, no. 4, págs. 347-351, 1978.
{2] A. M. Mousa, "Effect of Height of Structure on the Striking
Distance of a Downward Lightning Flash," Proceedings of
Intematiozral Com- munications á Energy Conf., Montreal,
Quebec, IEEE Publication No. CH20412, pp. 9-14, Octubre
1984.
Manuscrito recibido el 24 de febrero de
1986.

L. Dellora y A. Pigini (CESI, Milán, Italia) y E. Garbngnati


(ENELZCREI, Colonia, M., Italia): Hay que felicitar al autor por
el gran esfuerzo realizado en la mejora del modelo
electrogeométrico para la evaluación de las fallas de
apantallamiento contra el rayo en las líneas de transmisión
ubicadas en el país plano.
Los modelos de relámpagos, incluso si no están pensados como
una simulación exacta del proceso físico, pueden ser
"herramientas" útiles para un juicio rápido del diseño de la línea.
Con referencia al modelo propuesto, podría ser útil aclarar por qué,
después de haber demostrado que el radio de atracción de las
torres es mucho mayor que el de los conductores en la mitad del
vano (y que, en consecuencia, la mayoría de los rayos caen sobre
las torres), en la fórmula (12) el autor toma el número total de
rayos en la línea (torres más conductores) Ns para derivar la tasa
de fallos de apantallamiento, mientras que, como también se
menciona en el documento, los fallos de apantallamiento son
principalmente relevantes para los rayos que caen sobre los
conductores en el vano. Además, podría ser útil si el autor
pudiera dar algunos resultados sobre la sensibilidad del número de
fallos de apantallamiento >sr
contra la corriente crítica Zc. De hecho, como se analizó en
nuestro anterior
ork [1], el modelo electrogeométrico original muestra una
sensibilidad extremadamente alta a este parámetro, y esto parece
ser una característica poco realista. Finalmente, cuando se hace
una comparación entre los resultados mostrados en la Fig. 4 del
documento y los obtenidos en nuestros trabajos anteriores [1],
{2], existe una concordancia razonable entre los dos conjuntos de
resultados en condiciones planas. Debe notarse, sin embargo, que
cuando se consideran los efectos topográficos, se evaluaron valores
de Nffp tan altos como diez veces los de las condiciones planas
en [1), [2] y están de acuerdo con la experiencia de los resultados de
campo.
en unas líneas de 420 kV en nuestro país.

Referencias
[ 1 ] L. Dellera, E. Garbagnati, y A. Pigini, "Shielding Failure
Evalua- tion," CIGRE SC 33, Coloquio sobre Coordinación
de Aislamiento; Edimburgo (Reino Unido), 6-10 de junio
de 1983.
869
Dellera y otros, quienes han sido pioneros en el análisis de las
2J L. Dellera y E. Garbagnati, "Evaluación de la Falla del Blindaje": influencias de la geometría de la estructura y la topografía en el proceso
Ap- plicación del Modelo de Progresión del Líder", í£ú ConJ. de golpeo, han proporcionado una delineación útil de algunos de mis
Publ. No, 236, Londres, 5-7 de junio de 1984. datos empíricos en su Fig. 1, y es internet- ing para observar que la
relación derivada del papel sigue su curva (FLAT) dentro de alrededor
Manuscrito recibido el 25 de febrero de 1986. del 30 por ciento. No está claro, sin embargo, qué base de
normalización aplicaron al reducir los datos empíricos a un
J. G. Anderson (Power Technologies, Inc., Schenectady, NY): Este
documento representa un importante paso adelante en la estimación
de la frecuencia de los impactos de la luz en las líneas de transmisión y
otras estructuras prácticas. La riqueza de los datos de observación es
especialmente notable y da credibilidad a los resultados analíticos. A
un nivel keraunico de 81 días de tormenta por año (típico de Florida),
la ecuación del autor (2) y el método simplificado del IEEE
predeciría la misma densidad de flash de tierra. Sin embargo, a un
nivel queraunico de 30, el método IEEE predeciría 3.6 destellos '/año
vs. 2.8 de (2). También, el "Método de la Sombra" del IEEE,
donde R= 2H en el Fi8 del autor. 8, proyecta un radio atractivo
sustancialmente menor para las líneas de energía que la ecuación
del autor R - 14H'--. Sin embargo, este radio de atracción
reducido se contrarresta de alguna manera con la suposición del
IEEE de un mayor número de destellos en el suelo por año, y en
el rango de altura de 30 a 40 m, el acuerdo de la Fig. 9 está
mucho más cerca de lo que hubiera esperado. El método IEEE ha
sido escrito de tal manera que, a medida que se obtienen mejores
datos, es fácil modificarlo, y propongo que las ecuaciones (1) y
(14) del autor sean utilizadas en el Método IEEE Simplificado ya
que son derivadas de la mejor base de datos disponible.
Manuscrito recibido el 26 de febrero de 1986.

A. J. Eñksson: Este autor agradece a los ponentes su interés en el


documento y sus detalladas contribuciones, que sirven para ampliar
la perspectiva del material presentado en el documento. Sus
comentarios com-prueban tanto los comentarios de los colaboradores -
que califican como parte del documento- como las preguntas específicas
sobre los detalles. En esta respuesta, por lo tanto, me concentraré en
estos últimos y, por convicción, he agrupado sus temarios en
varios temas amplios.
Calidad de tfie Emplricni Date
Todos los ponentes han comentado los datos empíricos,
presentados principalmente en las Figs. 1 y 2. Habiendo trabajado
íntimamente con estos datos, soy el primero en reconocer las
diversas insuficiencias -especialmente las relacionadas con el
posicionamiento de algunas de las estructuras, o con la
riorización de la incidencia de la huelga observada en relación
con keraunic in- dex. El párrafo final del documento era un
reconocimiento de la naturaleza tenue de algunos de los datos, e
incluía una petición de observaciones más rigurosas de la
incidencia de las huelgas en varias estructuras, en conjunción con
mediciones fiables de Ng. Lamentablemente, todavía no se dispone de
tal material.
Mousa y Srivastava han comentado la amplia dispersión
representada en la Fig. 1, y las posibles implicaciones cuando se aplica
a las normalizaciones de la Fig. 2. Esto es, por supuesto,
plenamente reconocido, pero creo que es mucho más preferible
aplicar la correlación observada en la gran muestra de datos de la
Fig. 1, en lugar de cualquiera de las relaciones previas entre Ng y Td,
que se basaban invariablemente en observaciones mucho más
limitadas ((3J del artículo). En este contenido, las contribuciones
del Dr. Stringfellow son bienvenidas para llamar la atención sobre
dos estudios que no están generalmente disponibles en la literatura,
los cuales apoyan aún más la relación sugerida en (2). El Dr.
Stringfe£ow también ha señalado la posibilidad de que el Ng se
relacione mejor con la duración de la tormenta. Esto fue
recientemente esmaltada dentro del Grupo de Trabajo 33-01
(Relámpagos) del CIGRE, donde wt han analizado la relación entre la
duración de la tormenta y los valores individuales de la tormenta Ng
registrados durante unas 393 tormentas, durante un período de
cinco años en la región de Transvaal Highveld [l]. En apoyo de las
observaciones del Dr. Stringfellow, este análisis indicó una relación
aproximadamente lineal entre el Ng y la duración de la tormenta D,
como sigue:
Ng = 0.04.D parpadeos/km'.
Por lo tanto, apoyamos el uso de datos de duración de tormentas
eléctricas como un medio de estimar el Ng, pero aún así abogamos
por la medición directa del Ng en sí, debido al gran impacto de
este parámetro en cualquier estimación del rendimiento de las
líneas de transmisión.
870= 1. Teniendo en cuenta la amplia dispersión observada entre Comentarios sobre posibles dependencias de altura en el golpe del
Ng rayo
Td y Ng, como se muestra en la Fig. 1 del documento, es Dlstñbnción de Amphtode actual
cuestionable que este grado de refinamiento topográfico aumente Mousa y Srivastava han comentado con cierto detalle la manera en
significativamente la confianza en los datos. Por ejemplo, las áreas que muchos modelos electrogeométricos predicen una dependencia
que reportan una Td de 20 podrían de hecho experimentar valores de la altura en la amplitud mediana de los trazos recogidos por las
de Ng que varían entre 0.4 y 4 (Fig. 1 del documento). Tales estructuras, lo que implica también una menor amplitud mediana
variaciones tendrían una mayor influencia en la exactitud de los para los trazos a terreno plano.
datos representados en la Fig. l de su discusión que las El principal problema al intentar conciliar la premisa de
distinciones topográficas. Por lo tanto, en mi análisis de estos independencia de la altura con los conceptos electrogeométricos
datos, puse mayor énfasis en un enfoque racional de la tradicionales, radica en la
normalización de Ng, pero traté de tener en cuenta las En realidad, como se ha demostrado en varios estudios de
situaciones topográficas al definir las alturas de la estructura en progresión de líderes (c.g., Dellera et al.), la determinación del
cuestión, siempre que fuera posible a partir de las referencias punto de ataque y las distancias en las que éste se interrumpe,
de la fuente. dependen esencialmente de
Mousa y Srivastava también han comentado el concepto de
efecto...
altura de la mesa. Fundamentalmente, la respuesta de una estructura a
un pararrayos que se aproxima depende implícitamente de muchos
factores, incluyendo principalmente la forma de la estructura y la
microgeometría de la punta (es decir, el grado en que el campo
eléctrico del pararrayos que se aproxima está localmente
distorsionado), así como su prominencia en el terreno circundante
(de nuevo el grado en que se modifican los campos eléctricos
predominantes). La medida final de estas influencias se refleja en
la incidencia relativa de las huelgas (en relación con las estructuras
similares ubicadas en situaciones similares) y en la medida en que
la propia estructura desencadena líderes ascendentes. En el caso de
los mástiles de Berger (70-80 m de altura), los datos observados
sobre la incidencia de los destellos, así como la ocurrencia relativa de
destellos ascendentes (84 por ciento), son completamente
inconsistentes con los de estructuras de altura similar, pero
localizadas en terrenos muy diferentes (como el mástil de 60 m
del autor, donde la ocurrencia relativa de destellos ascendentes es
sólo de alrededor del 20 por ciento. La respuesta observada de las
estructuras, expresada en la incidencia de destellos ascendentes, es
por lo tanto la base de la estimación de la altura efectiva, un
concepto introducido por Pierce [2].
Técnicas de modelado
Tanto el Dr. Stringfellow como los Sres. Mousa y Srivastava
han comentado aspectos del sencillo modelo analítico del escritor,
en particular sobre los criterios de ramificación de líderes e
inicio de corona.
En mi presentación más detallada de este modelo ([13] de la
ponencia), de hecho también examiné las implicaciones de utilizar
una representación ramificada del líder que se aproxima hacia
abajo e ideé un modelo basado en el análisis fotográfico de las
características de ramificación de unos 160 flashes terrestres. Este
modelo corroboró la opinión de que la distribución espacial más
amplia de la carga de los líderes en una estructura ramificada
conduce al desarrollo de niveles de campo eléctrico
comparativamente altos a través de un área amplia, lo que implica
que los líderes de conexión ascendente podrían iniciarse desde una
o más estructuras adecuadamente ubicadas en el suelo, durante la
aproximación de un líder ramificado. Este análisis también mostró
que las condiciones del campo eléctrico que prevalecen alrededor
de una estructura están determinadas principalmente por las cargas
distribuidas en la rama principal más cercana. De hecho, teniendo
en cuenta que las velocidades de retorno de carrera
normalmente se encuentran en el rango de 2ml00 m/p, y que
las formas de onda de corriente de primer golpe tienen tiempos
medios de cresta de como máximo 10-20 pe, lleva a la
conclusión de que sólo las cargas en los 200-2000 m inferiores
del canal líder contribuyen a las corrientes de pico de descarga.
Por lo tanto, en los conceptos electrogeométricos, donde uno
intenta relacionar las corrientes de carrera anticipadas con la
distancia de ataque, es por lo tanto sólo estas cargas de rama
líder inferiores las que están involucradas.
Mousa y Srivastava también han comentado los criterios
para la iniciación de los líderes ascendentes en la parte superior
del mástil. El importante trastorno aquí radica en el uso del
concepto de radio de la corona crítica, tal como lo introdujeron
Cerrara y Thione ({16) del documento). En términos de este
concepto (que se derivó de estudios en grandes lagunas), la
iniciación de un líder progresivo requiere el logro del campo
umbral de la corona sobre un radio crítico de la corona. Esto
significa que el inicio de la corona en la punta de la estructura
no es suficiente; el campo eléctrico inductor debe continuar
aumentando, ampliando así el radio de la cubierta de la corona
alrededor de la punta de la estructura, hasta que el gradiente de la
corona se alcance en un radio adecuadamente grande alrededor
de la estructura. Esto se denomina el radio crítico de la corona,
y es de unos 38 cm en grandes huecos. Estas condiciones, por lo
tanto, definen el eriterio para la transición de la corona a un líder
ascendente desde el mástil.
871
La premisa de que las distribuciones de amplitud de las corrientes de
la magnitud y distribución de la carga sobre el líder que se aproxima. trazos son esencialmente independientes de la altura de la estructura se
Por lo tanto, dada la consistencia en la distribución de cargas a lo largo puede corroborar examinando los datos observados en las estructuras
de las ramas líderes (lineal o exponencial), es razonable asumir una prácticas [4). Desde el análisis original del escritor
proporcionalidad entre dichas distancias y la carga líder. En el caso
de un golpe, la amplitud de corriente máxima resultante depende
implícitamente de la descarga impulsiva del elemento de la rama
líder cargado, y por lo tanto de nuevo de la magnitud y distribución
de la carga del líder.

0, i

AMPLIFICACIÓN DE LA CURRICULARIDAD PICO ( kA )

Fig. 1. Efecto de las alturas de la estructura en las distribuciones de


frecuencia acumulativas derivadas numéricamente de las
amplitudes de corriente de pico.

En la práctica, como se ha demostrado a través de las mediciones,


es evidente una correlación entre las amplitudes de corriente máxima y
la carga de impulso, tal y como informó Berger [3]. Por lo tanto, en
nverege, se podría esperar una proporcionalidad aproximada entre la
distancia de impacto y la amplitud de la corriente máxima, pero esta
proporcionalidad podría exhibir una modulación considerable de un
flash a otro. El alcance de esta variación se ilustra mediante la
dispersión relativa en los datos de Berger que relacionan la amplitud
de la corriente máxima y la carga de impulso (3]. Las implicaciones
de esta dispersión (es decir, entre la carga de impulso y la corriente
de golpe) han sido previamente examinadas por este escritor (13J del
artículo) en una serie de simulaciones de Monte Carlo de golpes a las
estructuras, usando un modelo adaptado de progresión de líder
simple, esencialmente similar al presentado en el artículo (es decir,
Figs. 5 y 6). En estos análisis, sin embargo, al desentrañar la
corriente de golpe descargada en las estructuras, mientras que se
aplicó la correlación de Berger entre carga de impulso y corriente de pico,
la dispersión observada en esta correlación también fue incluida como un
factor modulador aleatorio en las relaciones individuales de golpe por
golpe. Las distribuciones resultantes de las amplitudes de corriente de
pico calculadas se muestran en la Fig. 1 de este cierre, y
esencialmente no demuestran ninguna dependencia de la altura. Esto
indica que el scat- ter observado entre la carga de impulso y la
corriente de pico es suficiente para conciliar el uso de los conceptos
electrogeométricos, siempre y cuando se tenga en cuenta que el
proceso que se representa es realmente dependiente de la carga. Las
ecuaciones que se aplican en los análogos simples de ingeniería,
como los conceptos electrogeométricos del documento, son por lo
tanto útiles para estimar la incidencia media de las huelgas en las
estructuras y, por lo tanto, también las características medias de
dichas huelgas. Sin embargo, cuando se consideran los parámetros de
impacto individuales, especialmente en relación con los efectos de
estructura específicos (como las dependencias de altura) sobre los
parámetros de impacto, es necesario ir más allá de tales relaciones de
promediación, y tener en cuenta la estocástica práctica del proceso de
relámpago.
de872
este tema en 1977 ([2J del artículo]), se han obtenido más datos.
Veintidós registros han sido adquiridos ahora de flashes
descendentes negativos identificables al mástil de investigación de 60
m del escritor, produciendo los parámetros de seguimiento en una
aproximación logarítmica normal a la distribución:

Í -36 kA áfld °iog1o ° *'


En la misma zona general, la línea de prueba de 10 km y 11 kV ya
ha experimentado unos 45 flashes directos. La distribución
resultante de las amplitudes de corriente de pico en esta línea (que
tiene sólo 10 m de altura) se representa en la Fig. 2 de este cierre,
en relación con la distribución de referencia del CIGRE, y puede
ser aproximada por los parámetros log-normales:

Í - 32 kA áRd °l os1o 0-28-

PICO C UR REN t AM PLIT UOE f xA)


0.2
Fig. 2. Distribución de las amplitudes de corriente máxima de los rayos
registrados durante los impactos directos a la línea de prueba
de 11 kV de altura de 10 m durante seis años.

PORCENTAJE< sc oe Ecoe os n< viucx uPu iTUDES MENOS DE UNA


Este proyecto también implica la medición de las sobretensiones
inducidas en relación con las correspondientes ubicaciones de los
destellos de tierra. Los métodos clásicos de cálculo de la inducción
electromagnética pueden aplicarse a una estimación de las 10
amplitudes de pico de las corrientes de relámpago que se originan, para
aquellos registros en los que están disponibles tanto las amplitudes
de pico inducidas como las localizaciones de los rayos.
Actualmente se han registrado unos 35 eventos de este tipo, y la
distribución resultante de las amplitudes de corriente derivadas (es
decir, para los destellos directamente a tierra y no a las estructuras)
arroja los siguientes parámetros:

Í 32 kA dfld °log1o 0-3- BO.


Aunque los conjuntos de datos individuales anteriores son todos
relativamente pequeños, son de magnitud comparable a muchas de
ESCUADRA DE 8

las muestras que conforman la distribución de referencia original del


95
CIGRE. En opinión del autor, estos datos no demuestran ninguna
sensibilidad de altura en el rango de 10 a 60 m y, además, sugieren
9e
que la distribución de las amplitudes de corriente registradas en las
estructuras prácticas es esencialmente la misma que la de los
flashes a tierra.
99. e
Aplicación del concepto de radio atractivo
Varios de los ponentes han comentado el uso de la altura de la
estructura (en lugar de la altura del conductor), en la estimación de la
incidencia de los golpes en las líneas.
873

Esta decisión se basó directamente en el examen de las este material (ya que cada destello directo a esta línea se identifica
comparaciones presentadas en la Fig. 8, donde el uso de la altura rigurosamente, y el Ng local también se mide con precisión).
total de la estructura parece dar un mejor acuerdo con la tendencia, Parecería, a partir de su Fig. 2, que su tendencia sigue estando
derivada analíticamente, del radio atractivo. Si en su lugar se significativamente por debajo de este importante punto, en contraste
hubiera utilizado la altura del conductor, y considerando que los con la tendencia de (11) del papel.
datos empíricos son más fiables que los estudios analíticos, las
comparaciones presentadas en la Fig. 9 habrían sido de hecho mucho
peores, ya que la nueva expresión habría sugerido una incidencia
relativa aún mayor de golpes en las líneas con alturas inferiores a Referencia
60 m. De hecho, como también ha señalado el Sr. Anderson, el s
escritor se siente alentado por la medida general de acuerdo entre la
relación propuesta y la adoptada actualmente en el método del IEEE 1] A. J. Eriksson, H. Kroninger y S. M. Hefer, "Comments on
(que a su vez se basa en una amplia experiencia práctica). Mi Lightning Flashing Rates and Thunderstorm Durations", NBERI
objetivo al presentar una relación modificada no era rechazar la (CSIR) Internal Report I Elek 165, agosto de 1985, Pretoria.
experiencia hasta ahora, sino más bien introducir un enfoque algo (2] E. T. Pierce, "Triggered Lightning and some Unsuspected Light-
más racional para la estimación del atractivo de la estructura, y ning Hazards", Stanford Research Institute Scientific Note
además demostrar que el enfoque sugerido está de hecho apoyado 15, enero de 1972.
por una variedad de datos empíricos. (3] K. Berger, "Methods and Results of Research on Lightning on
A falta de más información, no es posible comentar Mount San Salvatore 1963-1971", C. E. Trans. 6253 de Bull.
directamente sobre el "modelo modificado de Whitehead" al que se ASE, vol. 63, no. 24, noviembre de 1972.
refieren Mousa y Srivastava, pero ellos sugieren en la Fig. 2 a su 4) A. J. Briksson, "Lightning Current Amplitude Distributions-
discusión que la tendencia calculada resultante coincide Comments on Possible Height Dependencies", NEERI (CSIR)
adecuadamente con los datos de perforación de campo observados. In- ternal Report I Elek No. 95, agosto de 1984, Pretoria.
Este escritor sólo puede llamar la atención una vez más sobre el
punto denominado TL, que refleja el rendimiento observado en la línea Manuscrito recibido el 7 de abril de 1986.
de prueba de 10 km durante unos seis años, que considero el punto de
datos más fiable en