Está en la página 1de 3

Electroquímica

Ensayo descriptivo de una batería de níquel – metal hidruro

La batería de hidruro de níquel-metal (NiMH) es un tipo de batería recargable que se usa


comúnmente en muchas computadoras portátiles, así como en teléfonos móviles,
videocámaras y otros dispositivos electrónicos.
El electrodo negativo de la batería de NiMH, es decir el cátodo, está hecho de una aleación
que absorbe hidrógeno y, a veces, muchos compuestos intermetálicos diferentes. El
electrodo positivo o ánodo está hecho de hidróxido de óxido de níquel.

Las baterías NiMH, lanzadas por primera vez en 1989, tienen una capacidad de carga de
dos a tres veces mayor y una vida útil hasta un 40 por ciento más larga que las baterías
estándar de níquel-cadmio.

Figura 1. Partes de una batería de hidruro de níquel metal.

Fuente: Mantell, C., (1999) Ingeniería electroquímica. Madrid. España. Editorial Reverté.

La electroquímica de la batería de hidruro de níquel-metal está representada generalmente


por la siguiente carga y reacciones de descarga:
CARGA
En el electrodo negativo, en presencia de la aleación y con un potencial eléctrico aplicado,
el agua en el electrolito se descompone en átomos de hidrógeno, que se absorben en la
aleación, y los iones hidroxilo como indicada a continuación:
𝐴𝑙𝑒𝑎𝑐𝑖ó𝑛 + 𝐻2 𝑂 + ē ⇔ 𝐴𝑙𝑒𝑎𝑐𝑖ó𝑛 (𝐻) + 𝑂𝐻 −
En el electrodo positivo, la reacción de carga se basa en la oxidación del hidróxido de
níquel:
𝑁𝑖(𝑂𝐻)2 + 𝑂𝐻 − ⇔ 𝑁𝑖𝑂𝑂𝐻 + 𝐻2 𝑂 + ē

DESCARGA
En el electrodo negativo, el hidrógeno se combina con un ion hidroxilo para formar agua
mientras aporta un electrón al circuito.
𝐴𝑙𝑒𝑎𝑐𝑖ó𝑛(𝐻) + 𝑂𝐻 − ⇔ 𝐴𝑙𝑒𝑎𝑐𝑖ó𝑛 + 𝐻2 𝑂 + ē

En el electrodo positivo, el oxihidróxido de níquel se reduce a su estado de valencia


inferior, hidróxido de níquel.
𝑁𝑖𝑂𝑂𝐻 + 𝐻2 𝑂 + ē ⇔ 𝑁𝑖(𝑂𝐻)2 + 𝑂𝐻 −

El electrolito, que es una solución acuosa de hidróxido de potasio, tiene una muy alta
conductividad y por lo general no entra en la reacción celular en ningún grado
significativo.
Figura 2. Celda Electrolítica para batería NiMH

Fuente: Fetcenko, S. Venkatesan, S. y Ovshinsky, R. (2014) “Selection of Metal Hydride


Alloys For Electrochemical Applications,” Electrochemical Society Proceedings Volume 92-5,
pp. 141-167.

Las baterías de hidruro de níquel-metal tienen algunas ventajas significativas al utilizarse


en coches, por lo cual se llevan usando en los híbridos durante décadas. Son duraderas y
considerablemente más seguras que las baterías de ión-litio, en parte porque no usan
líquidos inflamables, como hacen las baterías de ión-litio, así que no se incendian si se
produce un recalentamiento o se sobrecargan, y por tanto sus sistemas de refrigeración y
los controles electrónicos son mucho más simples.
Electroquímica
Las aplicaciones para baterías de hidruro de níquel metálico incluyen: cámaras, teléfonos
celulares y dispositivos de telecomunicaciones móviles, PC portátiles, reproductores de
DVD portátiles y televisores, equipos de sonido portátiles y reproductores de CD,
aspiradoras inalámbricas y cualquier otra aplicación donde la alta energía y el pequeño
tamaño sean críticos.