Está en la página 1de 23

ANEXO 1

Red Escuelas de Aprendizaje

La siguiente secuencia fue tomada de una propuesta didáctica de lectura y escritura para UP sobre “Los
tres osos (cuento tradicional)” y facilitada por los capacitadores en el marco del primer encuentro de la Red.
En ese contexto, se debatió acerca de otros aportes que se podían hacer a la secuencia.
En base a ellos, el equipo de Prácticas del Lenguaje de la RED elaboró la siguiente intervención de la
secuencia para desarrollar la comprensión y la producción. Esta propuesta de secuencia es orientativa. El
docente puede alterar el orden de las actividades y adaptarlas en función a su trabajo en el aula.

Prácticas del Lenguaje1

SITUACIONES DE LECTURA Y ESCRITURA CON UN EJEMPLAR REPETIDO EN


EL AULA
Los tres osos (cuento tradicional)

Propuesta para alumnos de UP

Síntesis de la propuesta

Se presenta una propuesta didáctica que articula variadas situaciones de lectura en


torno a un ejemplar repetido en el aula.
En el recorrido didáctico se procura que los niños avancen en la lectura como
en la profundización de saberes acerca de la obra y el género.
Se complementa con situaciones de
escritura en el marco de otras propuestas de
enseñanza con claros propósitos comunicativos.

Obra literaria: Los tres osos Cuento tradicional.


Biblioteca personal. Eudeba. DGC y E. Pcia. Buenos
Aires

1DireccióndeFormaciónContinua.PrácticasdelLenguaje.EducaciónPrimaria: Alejandra Paione (coord.) Año


2018.Lecturacrítica: Mariana Anastasio, docente de EP. Escuela Anexa UNLP.
1
Menú de situaciones

I. SITUACIONES DE LECTURA E INTERCAMBIO

 Lectura a través del maestro y apertura de un espacio de intercambio

 Seguir la lectura del maestro con el texto a la vista

 Lectura de los niños por sí mismos:


 Situaciones para los niños que están aprendiendo a leer
 Situaciones para los niños que “ya saben leer”
 Lectura en voz alta

 Otros itinerarios de lectura en torno al ejemplar

II. SITUACIONES DE ESCRITURA

 Escritura de los niños por sí mismos en torno al ejemplar:

 Rótulos

 Listas

 Diminutivo/plural/género de algunas palabras del cuento

 Breves apreciaciones/ Reescritura de un pasaje.

 Inventar un nuevo episodio con el personaje


 Escritura a través del maestro:

 Escribir una recomendación

 Escribir una nueva versión del cuento

El menú de situaciones no pretende ser único y exhaustivo. Es un recorrido posible que


el maestro podrá completar o recrear con otras propuestas de lectura y
escritura, considerando la trayectoria escolar del grupo, momento del ciclo lectivo,
tiempos y recursos disponibles, etc.

SITUACIONES DE LECTURA E INTERCAMBIO

2
Lectura a través del maestro y apertura de un espacio de intercambio

Por tratarse de una obra que será objeto de una secuencia de situaciones de
lectura, es importante dedicar un tiempo a la presentación; anunciar la propuesta,
leer los datos del texto y comentar los motivos de su elección:

Hoy les voy a leer un cuento que a mí me leyeron cuando yo era chiquita, es una historia que
ha sido contada muchas veces y en donde aparece una niña muy, muy curiosa…

Antes de leer, indagar acerca del título, de la imagen de la tapa y otros datos
que brinden pistas para anticipar algo de la historia.

ACTIVIDADES PROPUESTAS

A. Ejercicio de anticipación y reflexión

1. Relacionar las imágenes de la tapa y el título del cuento.


 Intervención del docente: Hacer notar que la información de la tapa y
el título resultan insuficientes para rastrear la historia original (el
personaje de Ricitos no aparece). Por esta razón, se propone
complementar esta anticipación con preguntas acerca del
conocimiento previo sobre esta historia.
2. ¿Conocen esta historia? ¿Qué saben de los tres ositos? Si alguno conocía la
historia: ¿Quién se las contó? ¿Recuerdan algún otro personaje?

La intención de estas preguntas sugeridas es abrir una posible discusión sobre los cuentos
clásicos de tradición oral (ausencia de autor, creación popular y múltiples versiones) y
establecer una relación con el anexo, el epilogo y la producción oral y escrita (renarración,
reescritura y reversión)2

Una vez creado el clima propicio para la lectura y los niños están dispuestos
a escuchar, comenzar a leer el texto completo intentando que los niños entren en el
juego que plantea la historia; leer con diferentes ritmos, tener en cuenta las
ilustraciones durante la lectura, procurar transmitir el efecto que el cuento
produce: sorpresa, tranquilidad, suspenso, miedo… Es decir, no sólo comunicar el
texto sino también intentar con la voz representar lo leído.

Durante la lectura, prestar atención al interés, las expresiones o efectos que


manifiestan los niños; muchas de estas reacciones pueden ser motivo de
conversación en una instancia posterior.

Al finalizar la lectura, iniciar un primer intercambio partiendo de una reflexión o


planteo de un niño, si lo hubiese, en la medida que suponga un desafío para

2
Ver Zipes (2014) y Zipes (2001).
3
todos; o bien, plantear preguntas abiertas – ¿qué les pareció?, ¿Conocían esta
historia?, ¿Quieren comentar algo sobre lo leído?- que permitan estimar las primeras
apreciaciones o impactos que ha causado la historia, algún pasaje, diálogo o
personaje en particular. En todos los casos, se trata de una impresión general, global
sobre lo leído.

B. Ejercicio de oralidad y reflexión metacognitiva en la situación de


lectura a través del maestro.
1. ¿Qué palabras o frases se repiten en el cuento?
 Intervención del docente: el docente deberá focalizar en la
repetición oral que favorece la identificación en la lectura y la
escritura.
2. Tratar de recordar las palabras reiteradas en el cuento explicitando las
estrategias que usó cada niño (apunta al aprendizaje colaborativo-
conciencia social).

 Luego de estas primeras apreciaciones, sostener y profundizar el intercambio


volviendo al texto y discutiendo sobre lo leído con todo el grupo –por lo que dice la
historia y por cómo está escrita-. Para ello, se sugiere profundizar el diálogo sobre
alguna idea o tema que atraviesa la historia, sobre los personajes, sus intenciones
y estados mentales frente a los hechos, sobre el clima que se va creando y el
ritmo de la historia, sobre los efectos que al lector le causan algunos pasajes,
sobre algunos recursos del lenguaje que emplea el autor, sobre las imágenes y su
relación con el texto… Se trata de “comentar entre lectores” más que de evaluar si los
niños han comprendido. Algunas sugerencias para hacerlo:

1. En la casa de los osos ocurrieron cosas extrañas ¿La recordamos?

2. ¿A partir de qué momento se dieron cuenta que la niña iba causar algunos problemas
en la casa de los osos? Díganme y lo buscamos para releerlo y comentarlo juntos…

3. ¿Cómo es Ricitos de Oro? Busquemos esos pasajes del cuento que justifiquen lo que
ustedes piensan de ella.

4. ¿De qué otra manera se nombra a Ricitos de Oro? ¿Tendrá algo que ver con
su nombre?

5. ¿Se dieron cuenta que el oso grande tiene una taza grande, la osa mediana tiene una
taza mediana y el osito pequeño una tacita pequeña? ¿Sucede lo mismo con otras
cosas de la casa? ¿Qué les parece?

6. Hay un momento en la historia donde podemos advertir que se corta la


sensación de tranquilidad, de bienestar… ¿A partir de qué momento sucede esto?
Les releo para ver qué opinan ustedes:

4
Ricitos de Oro oyó el gruñido del oso grande, pero pensó que estaba tronando.
Oyó luego el chillido de la osa mediana, pero pensó que granizaba
Cuando oyó el llanto del osito pequeño, abrió un ojo y vio a los tres osos a su alrededor-

7. En algunas páginas, las palabras del texto tienen un tamaño grande y están con color
rojo ¿Por qué será? Observen y escuchen cómo las leo:
¡Estaba perfecta!
¡Y se la ha comido toda!
¡Y la rompió!

8. ¿Se dieron cuenta que las leo con más ganas, con más énfasis? ¿Tendrá algo que ver con lo
que va sucediendo en la historia?”.

C. Ejercicio de comprensión oral y reflexión metacognitiva (este ejercicio se podría


plantear también al final de las sesiones de lectura e intercambio)
Se propone entonces focalizar en la generación de inferencias. El docente lee las
opciones de respuesta.
1. ¿Por qué te parece que Ricitos entró a la casa de los osos?
 Porque era curiosa
 Porque era tímida

2. ¿Por qué crees que a Ricitos le pareció perfecta la cama del osito pequeño?
 Porque la cama era blanda como ella quería.
 Porque la cama era pequeña como ella.

3. ¿Cómo crees que se sienten los osos al ver a Ricitos en la cama?


 Asustados
 Asombrados

4. ¿Qué te parece que piensa Ricitos al despertar?


 ¡Qué miedo me dan estos osos!
 ¡Qué lindos ositos!

5. ¿Hacia dónde corrió Ricitos cuando salió de la casa de los osos?


 Hacia la escuela
 Hacia su casa

5
REFLEXIÓN PARA EL DOCENTE

Las preguntas anteriores están orientadas a volver sobre la historia y releer ciertos
pasajes.
Es importante destacar que no todas las preguntas permiten reflexionar sobre los
mismos aspectos del cuento. Por ejemplo, las preguntas 1 y 2 apuntan a reestablecer
un ordenamiento cronológico de los hechos. Las preguntas 3 y 4 se refieren a la
descripción de un personaje. Por otra parte, las preguntas 5 y 6 apuntan a generar
inferencias. Por último, las preguntas 7 y 8 focalizan en la prosodia como modo de
resaltar y generar énfasis en ciertas intervenciones.
El objetivo de clasificar las intervenciones del docente es reflexionar acerca del tipo de
preguntas que se hacen en los intercambios orales. A partir de esto se puede:
1. Tomar conciencia de qué aspecto de la comprensión se está trabajando en cada
intervención.
2. Tomar registro de estas preguntas para reutilizarlas en actividades de renarración
o de comprensión escrita.
3. Crear preguntas nuevas sobre los mismos aspectos para utilizar más adelante con
otros textos u objetivos específicos.

Importante: En las situaciones de lectura de la secuencia estamos enseñando los


siguientes contenidos del Diseño Curricular (2018):
-Seguir la lectura de quien lee en voz alta
-Expresar los efectos que las obras producen en el lector.
-Releer para profundizar en la lectura de ciertas obras

Se trata de prácticas del lector en el ámbito literario. Las prácticas son los contenidos
de enseñanza

Seguir la lectura del maestro con el texto a la vista

 Una vez leído e intercambiado en torno al cuento, distribuir ejemplares del mismo
entre los niños e invitarlos a explorar y/o leer individualmente3para que
desplieguen distintas posibilidades de acceso al libro: unos optarán por
hojearlo focalizando su atención en algunas imágenes o escenas conocidas;
otros intentarán interpretar y narrarán para sí mismos en voz baja señalando
con el dedo posibles relaciones entre partes dichas y partes escritas; algunos
podrán leer fragmentos y reconstruir el sentido global de la historia… Todos
son intentos de construcción de sentido, algunos previos a la lectura convencional
y otros, más próximos a las modalidades utilizadas por los lectores adultos.

 Leer nuevamente el texto en voz alta y proponer a los niños seguir la lectura con el
texto a la vista. Los niños se pueden incluir, paulatinamente, leyendo fragmentos que
reconocen con facilidad. Cuidar que todos puedan seguir la lectura. Si algún alumno “se
pierde”, los cambios de páginas e inicio de una nueva serán oportunidades para volver a
“engancharse” sin perder el hilo de la historia. Así, podrán constatar que el maestro lee

3
En función de la cantidad de alumnos, distribuir un ejemplar por niño o bien, un ejemplar por parejas.
6
lo que está escrito y, al mismo tiempo, irán vinculando ciertas marcas gráficas con las
diferentes entonaciones en la lectura del maestro

7
 Por su particularidad, este cuento permite realizar una lectura con detenciones ya
que la repetición de frases es detectada fácilmente por los niños. Se puede
interrumpir intencionalmente la lectura e invitar a los niños a completar la
frase. Por ejemplo:

Una taza grande para el oso…


Una taza mediana para la osa…
Y una tacita pequeña para el oso…

REFLEXIÓN PARA EL DOCENTE


Se podría hacer otro tipo de lectura con detenciones para focalizar en las palabras que se
utilizarán posteriormente en otras actividades.
Ejemplo:
“El oso grande vio una cuchara en su taza. Con voz gruesa…”
“La osa mediana vio una cuchara en su taza. Con voz finita…”
“El oso pequeño miró su tacita y …”

D. Ejercicio de comprensión en una instancia de relectura: Focalización en la


secuenciación de hechos. El objetivo es aprovechar este momento para plantear
algunas previsiones vinculadas con la organización de la historia, sobre todo en las
situaciones de producción escrita.
Una opción para trabajar la secuencia de hechos es usar imágenes o dibujos de los
mismos niños que sirvan de apoyo para organizar la historia, por ejemplo: Ricitos entra a
la casa, Ricitos come la avena, Ricitos se sienta en la silla, Ricitos se acuesta en la cama.
Los chicos pueden dibujarlas y ordenarlas en grupos
Cada imagen puede estar acompañada por palabras clave destacadas: CASA, AVENA,
SILLA, CAMA.

Se puede pedir a los niños que ordenen las acciones a partir de las palabras clave con las
que se relacionan:
1. Entra a la CASA
2. Come la AVENA
3. Se sienta en la SILLA
4. Se acuesta en la CAMA

 Otras veces, proponer la dramatización de algunos pasajes. Para ello, distribuir


distintas partes del texto con acuerdo del grupo:

Cuando los tres osos regresaron de su paseo, entraron a la casa y al acercarse a la mesa se llevaron
una gran sorpresa. Busquemos esa parte y vamos a leerla entre todos. Yo hago del oso grande…
¿quién hace de osa mediana? ¿Y de osito pequeño?

8
Lectura de los niños por sí mismos

Proponer a los niños situaciones de lectura directa resolviendo distintos desafíos lectores:

 Para los niños que están aprendiendo a leer, se trata de releer un texto que
resulta previsible para ellos porque están familiarizados con él, lo conocen lo suficiente
como para establecer correspondencias entre lo que saben que está escrito y la
escritura misma, ajustando la lectura progresivamente para que no sobre ni falte nada.
Alentar a los niños a anticipar sin aferrarse al descifrado, orientándolos para que
busquen en el texto indicios que permitan verificar o rechazar lo que anticipan. Para ello,
organizar un trabajo en parejas según niveles próximos de lectura. Seleccionar y presentar
un fragmento conocido del cuento, por ejemplo, las cosas que hizo Ricitos en la casa:

¿Se acuerdan qué sucede en esta parte del cuento?


¿Qué hizo Ricitos de Oro? ¿Qué dirá en esta parte
que tiene las letras grandes y rojas?

 Validar con la propia lectura que allí


dice:

ESTABA PERFECTA y luego, preguntar:

¿Desde dónde hasta dónde dice “Estaba perfecta”? ¿Dónde dice “perfecta”? ¿Dónde
“estaba”? ¿Cómo se dieron cuenta?
Busquen en qué otra parte del cuento Ricitos dice “Estaba perfecta” ¿cómo hicieron para
encontrarla?

9
 También, seleccionar algunos parlamentos en donde dialogan los tres osos:
¿Se acuerdan qué sucede en esta parte del cuento? ¿Quiénes hablan? ¿Están escritos sus
nombres en estas páginas? Busquemos de a uno, ¿con cuál empezamos?

REFLEXIÓN PARA EL DOCENTE


Se sugiere una actividad para focalizar en el léxico con el que luego se trabajará: ¿Pueden
encontrar en el texto lo que comen los osos y Ricitos? ¿En qué comen los osos? ¿Cómo
encontraron esas palabras? Encuentran AVENA Y TAZA. El objetivo es que luego puedan
identificar palabras más complejas y de aparición menos frecuente en el texto.

 Escribir en el pizarrón y luego preguntar:


OSO GRANDE
OSA MEDIANA
OSITO PEQUEÑO
¿Cuál es cuál?; ¿Cómo hicieron para darse cuenta?; ¿En qué se fijaron?

REFLEXIÓN PARA EL DOCENTE

Se sugieren otras preguntas y actividades para resaltar los indicios cualitativos de las
palabras:
¿Cuántas letras tiene “osa”? ¿Y “oso”? ¿Por qué si las dos palabras tienen tres
letras son distintas? ¿Dónde se nota la diferencia?

Miren la primera letra de OSO. ¿Cómo suena? ¿Pueden encontrar otras palabras
del cuento que empiecen con esa primera letra? (Lo mismo puede hacerse
aumentando progresivamente la complejidad de pronunciación de las letras, como
la de TAZA

La primera letra de Ricitos de oro es una R. ¿Cómo puede sonar la R? En estas


palabras, ¿dónde está? ¿Cómo suena la R en cada una?
10
RICITOS GRANDE ORO FRÍA DESPERTÓ

En esta actividad se pueden tomar aquellas letras que posean un sonido suave o
más fuerte para resaltar las diferencias de contexto de aparición de las letras.
Puede, inclusive, impartírsele un ritmo a su pronunciación para hacer más
dinámico el relato.

E. Ejercicio de identificación de género y número


¿Qué tienen en común las siguientes palabras? (haciendo énfasis en la
pronunciación de la letra final).

RICITOS
OSOS
TAZAS
SILLAS
CAMAS

¿Cuál es el sonido que se repite? ¿Por qué les parece que al final todas suenan
igual? ¿Tendrá que ver con que sean muchas cosas en lugar de una?

Sugerimos otras preguntas para detectar indicios cuantitativos: ¿Cuántas letras


tiene osito? ¿Tiene más letras que “oso”? ¿Y que “osa”? ¿Qué diferencia hay entre
ser un “osito” y un “oso” o una “osa”?

Dado que más adelante la secuencia didáctica original propone un ejercicio de


reflexión gramatical y ejercicios de reflexión sobre palabras de alta complejidad
silábica como gruñó, sugerimos incorporar este tipo de actividades de metacognición
en el momento de lectura por sí mismos para andamiar la construcción de
conocimiento reflexivo sobre la lengua.

 Luego, releer en voz alta y solicitar que localicen puntualmente algunos


enunciados: En esta parte hay frases que se repiten varias veces. ¿Cuáles son?
¿Cómo hicieron para encontrarlas?

 Validar que allí dice: ALGUIEN HA PROBADO MI AVENA, luego, retomar las
preguntas:

¿Desde dónde hasta dónde dice “Alguien ha probado mi avena”? ¿Dónde dice “mi avena”?
¿Dónde “alguien”? Y aquí ¿qué dirá (HA PROBADO)?

REFLEXIÓN PARA EL DOCENTE


GRADACIÓN
Para continuar con la identificación de una única palabra, sugerimos luego
preguntar: ¿dónde dice “avena”? ¿Dónde dice “probado”?
Para los chicos a quienes les resulte más difícil se sugiere una gradación que
vaya de la palabra “avena” a la frase nominal “mi avena” y luego pueden ir
sumando palabras: “probado mi avena”, “ha probado mi avena”, “alguien ha
probado mi avena”.
11
También se sugiere preguntar ¿cuántas palabras hay en la frase “mi avena”? ¿y
cuántas hay en “Alguien ha probado mi avena”?

¿Se dieron cuenta que los tres osos dicen lo mismo? Pero el osito pequeño dice algo más… ¿Qué
dice? Señalen con el dedito cómo lo dice (Y SE LA HA COMIDO TODA).

Busquen la parte en donde se menciona el oso grande:


EL OSO GRANDE VIO UNA CUCHARA EN SU TAZA. CON SU VOZ GRUESA, RUGIÓ
-¡ALGUIEN HA PROBADO MI AVENA!

 Releer en voz alta y solicitar que localicen puntualmente algunos


enunciados: OSO GRANDE – VOZ GRUESA- CUCHARA- TAZA- RUGIÓ. (Si es
necesario, escribir el pasaje en el pizarrón, los niños pueden ir y volver del
pizarrón al texto y se facilita que realicen los ajustes que se solicita).

También se puede releer en voz alta y solicitar que localicen


puntualmente algunos enunciados: OSA MEDIANA – VOZ FINITA- CUCHARA-
TAZA- CHILLÓ.

Luego de estas localizaciones, proponer que traten de releer todo el pasaje


completo. Si durante la relectura de este pasaje los niños anticipan algo que no
corresponde con el texto, intervenir para que tomen en cuenta indicios de
escritura y luego intenten verificar y descartar. Por ejemplo, si el alumno dice “El
oso papá vio una cuchara en su taza”, preguntar: ¿dónde dice “papá”? ¿Te acordás
cómo es ese oso? Entonces, ¿dice “oso papá” u “oso grande”?

Ahora busquen la parte en donde se menciona la osa mediana:


LA OSA MEDIANA VIO UNA CUCHARA EN SU TAZA. CON SU VOZ FINITA, CHILLÓ
-¡ALGUIEN HA PROBADO MI AVENA!

Del mismo modo, si el alumno no encuentra indicios para efectuar una anticipación,
ofrecerle pistas a partir del conocimiento del cuento:

Ya leíste hasta acá (EL OSO GRANDE VIO UNA CUCHARA EN SU TAZA). Después dice algo de su
voz ¿cómo era la voz del oso grande? ¿Cómo hacía para hablar? Buscá entonces dónde
dice CON SU VOZ GRUESA, RUGIÓ. Luego preguntar: ¿dónde dice “voz gruesa”? ¿Y “gruesa”? ¿Y
“rugió”?

Reiterar la misma situación con otra página del cuento. Por ejemplo, cuando los osos volvieron del
paseo y encontraron que sus sillas fueron usadas por alguien:

12
 Incluir actividades de lectura de textos más despejados4, combinando un trabajo individual o en
parejas con puestas en común para socializar modos de resolución. Algunos ejemplos

Uno con flechas:

¿Cómo exclama cada uno?

CHILLÓ
LLORÓ
CANTÓ
RUGIÓ
RONCÓ
LLAMÓ

4
IMPORTANTE: en todas las propuestas, plantear intervenciones docentes para que los alumnos puedan resolverlas a partir de
problemas de lectura: dónde dice, cuál es cuál, qué dice, cómo dice… siempre en función de sus posibilidades lectoras: niños
menos avanzados en la comprensión del sistema de escritura y niños que cuentan con mayor repertorio de indicios para hacer
anticipaciones y verificarlas. En todos los casos, proponer señalamientos y un intenso contacto con escrituras convencionales
que circulan en el aula y sirven de ayuda para interpretar los enunciados.
13
Encierro lo correcto

REFLEXIÓN PARA EL DOCENTE

Dado que se trata de actividades para identificar la frase completa, se


sugieren dos más para trabajar.
Ricitos probó la avena de la tacita pequeña ¿Cómo estaba?

ESTABA MUY CALIENTE

ESTABA DEMASIADO FRÍA

ESTABA PERFECTA

¿Qué dice la osa?

ALGUIEN HA PROBADO MI AVENA


ALGUIEN SE HA SENTADO EN MI SILLA
ALGUIEN SE HA ACOSTADO EN MI CAMA

Tacho lo que no corresponda

¿Cómo se llama la niña?

RICITOS DE
ORO RICITOS
DE PLATA
RIZOS
DORADOS

14
Recorto y pego donde corresponde

¿Qué nombre llevan?


TAZA
ROTA
TACITA
TAZA GRANDE

Uno con una flecha ¿Adivina quién es?

DUERME EN SU CAMITA,
TOMA AVENA EN SU TACITA.
¡CÓMO LLORÓ EL PEQUEÑO OSO GRANDE
AL VERROTA SU SILLITA!

EN LA FAMILIA ES EL MÁS GRANDE,


DE TRUENO ES SU VOZARRÓN
- ¡ALGUIEN HA PROBADO MI AVENA! OSA MEDIANA
MUY ENOJADO EN SU CASA RUGIÓ

MEDIANA ES SU TAZA,
SU CAMA Y SU SILLA.
CUANDO RICITOS LAS USA OSO PEQUEÑO
ELLA SE ENOJA Y CHILLA.

RICITOS DE ORO
ES UNA NIÑA TRAVIESA
TIENE EL CABELLO ENRULADO
COMIO LA AVENADELOS OSOS
15
QUE QUEDARON MUY ENOJADOS
Para los niños que ya “saben leer”, buscar un desafío mayor. Se trata de volver a un texto
conocido con distintos propósitos: localizar puntualmente cierta información o algún
fragmento específico, concentrarse en las expresiones de determinado personaje o del
narrador, justificar una interpretación:

Busquen la parte en donde aparece por primera vez Ricitos de Oro en la historia y qué hace
antes de entrar en la casa de los tres osos.

Cada vez que los osos recorrían la casa se llevaban una sorpresa ¿Qué decían? Busquen esas
respuestas y las comentamos entre todos.

Algunos de ustedes dicen que Ricitos de Oro se fue asustada de la casa de los osos y otros dicen que
no. Busquen en las páginas del cuento alguna pista que justifique la opinión que cada uno sostiene”.
¿Cómo era la voz de cada oso? Busquen las partes del cuento donde hace referencia a la
característica de sus voces.

16
Lectura en voz alta

Luego de realizar las situaciones anteriores y familiarizarse con el cuento es un momento propicio para
avanzar en la práctica del lector que comparte un texto con otros leyéndolo en voz alta. Para ello,
seleccionar determinados pasajes que contienen diálogos entre personajes y proponer que los alumnos -
reunidos en pequeños grupos- realicen la lectura en voz alta para compartir con otros:

En estas páginas, los osos recorren su casa y se


encuentran con algunas cosas fuera de lugar ¿Las
recuerdan? Ahora, les propongo juntarse en parejas y
preparar la lectura en voz alta para compartir con el
resto del grupo…

Para realizar esta situación es importante reflexionar sobre el uso del guión o raya de diálogo. Si los niños
desconocen el empleo de estas marcas, es una buena oportunidad para informarlo.
Del mismo modo, proponer a los alumnos que preparen individualmente en sus casas la lectura de
algún fragmento que más les haya gustado y la compartan en grupo en la siguiente sesión de lectura
tratando de justificar su elección:

Busquen la parte que más les gustó del cuento y preparen solitos la lectura en sus casas para leérsela a los
demás compañeros. Es importante que cuenten por qué la eligieron, cómo hicieron para prepararla, qué
partecita les costó más…

G. Ejercicio de narración oral para profundizar lo propuesto por la secuencia didáctica original
Se propone este ejercicio porque los niños no pueden aún leer autónomamente de manera
convencional por lo que al preparar la “lectura solitos” estarían realizando una práctica de
renarración oral.
Para este tipo de actividades suele ser muy útil el uso de palabras clave del texto. El niño puede
tener las palabras clave a la vista e ir presentándolas a medida que narran el fragmento. Las
palabras claves surgen del trabajo específico con el léxico en los ejercicios anteriores, como por
ejemplo los sustantivos “taza”, “avena”, “oso”, “cama”, “silla”, etc. y los verbos seleccionados por
el docente.
Grabar la narración en un audio.

Otros itinerarios de lectura en torno al ejemplar:


Algunos ejemplos:

Otras versiones del cuento.


Otras historias de osos (Ver Anexo)
Cuentos con el número 3: Los tres hermanos de los Hnos Grimm; Los tres cerditos (tradicional);
Los tres deseos de Jeanne-Marie Le Prince de Beaumont. La repetición de tres actos o intentos en
Blancanieves, La hija del molinero, Cenicienta…

17
SUGERENCIA PARA EL DOCENTE
Dado que la secuencia propone posteriormente actividades de identificación de la letra intrusa,
se sugiere un itinerario de lectura de cuentos con intrusos.
Cuentos de intrusos: La merienda en el bosque, de Akiko Miyakoshi, Alí Babá y los cuarenta
ladrones (anónimo), Los tres cerditos (anónimo), El gato con botas (Charles Perrault) Hansel
y Gretel (Hermanos Grimm), Blancanieves (Hermanos Grimm).

I. SITUACIONES DE ESCRITURA
Escritura de los niños por sí mismo5
Mientras se desarrollan situaciones de lectura, proponer escrituras con distintos propósitos:
conservar datos relevantes -nombres de personajes y sus características, palabras y expresiones
prototípicas del cuento- y recuperarlos en el momento necesario, dejar constancia de lo que se
aprende, entiende o aprecia de los cuentos, etc.; combinar un trabajo individual o en parejas con
puestas en común para socializar modos de resolución.
Los escritos pueden ser muy diversos y su elección depende de los propósitos y los contenidos que
se están abordando.
Algunos ejemplos:
Escribir rótulos

Escribir listas

5
IMPORTANTE: en todas las propuestas, plantear intervenciones docentes para que los alumnos puedan avanzar en sus
conceptualizaciones acerca de la escritura, siempre resolviendo problemas: cuántas letras poner, cuáles poner y en qué orden ubicarlas…
Para ello, proponer un intenso contacto con escrituras convencionales que circulan en el aula para que seleccionen aquellas partes
que pueden servirles para escribir; también, problematizar la propia escritura: pidiendo relecturas de lo escrito, promoviendo
discusiones/intercambios entre chicos al escribir o revisar, ofreciendo sugerencias de palabras conocidas que
comienzan/terminan/llevan como la que deben escriben, apelando a conflictos con la cantidad o variedad de marcas, las relaciones
entre oralidad y escritura, etc.
18
O Nombres de personajes: OSO GRANDE, OSA MEDIANA, OSO PEQUEÑO, RICITOS DE ORO
O Cosas de la casa de los osos: MESA, TAZA, CAMA, SILLITA, CUCHARA.
O Acciones que hizo Ricitos: PROBÓ LA AVENA, SE SENTÓ EN LA SILLA, SE ACOSTÓ EN LA CAMA
O Características de la avena: FRÍA, CALIENTE, RICA, SABROSA, PERFECTA.

Escribir diminutivos (también, plurales y femeninos de algunas palabras)

Si oso se escribe así: OSO ¿Cómo se escribe osito?

Completo:
OSO: OSITO
CASA:
CAMA:
MESA:
SILLA:
CUCHARA:
.
Si oso se escribe así: OSO ¿Cómo se escribe osos?

Completo

CASA: CASAS

CAMA;
MESA;
SILLA;
CUCHARA, etc.

Si oso se escribe así: OSO ¿Cómo se escribe osa?

Completo:
NENE: NENA
RICO; PEQUEÑO; CÓMODO; BLANDO; etc.

19
Armar palabras con el equipo de letras (en revisión de escrituras)

REFLEXIÓN PARA EL DOCENTE


Sugerimos palabras recortables y más ejemplos que varíen en su complejidad cuantitativa y
cualitativa (oso-taza-avena-grande) Una gradación en la complejidad de la actividad hace
que los niños vayan tomando cada vez más autonomía en la selección de letras para formar la
palabra. Primero proponemos palabras con una menor cantidad de letras que se van
complejizando a medida que avanzan los ejercicios.

EJERCICIO DE PRODUCCIÓN

Con las siguientes letras armen la palabra OSO. Atención: ¡No debe sobrar ninguna!

O
O S

Con las siguientes letras armen la palabra TAZA. Atención: ¡No debe sobrar ninguna!

A
T Z
A

Con las siguientes letras armen la palabra AVENA. Atención: no debe sobrar ninguna!

A
A N
E V

Con las siguientes letras armen la palabra FRÍO. Atención: ¡hay una letra intrusa!

O R Í
F G

Con las siguientes letras armen la palabra CALIENTE. Atención: ¡hay dos letras intrusas!

P N E E
C T
A S 20
L I

El siguiente ejercicio apunta a construir la palabra a partir de las sílabas que la


constituyen. Del mismo modo que con el ejercicio anterior, se sugiere ir trabajando con
palabras cada vez más largas, en un orden progresivo:

SA A
O
TA ZA

PA

O SI

PI TO

Con los siguientes carteles armen la palabra GRUÑIDO. Atención: hay un cartel intruso!
GUR

DO
GRU
ÑI

21
Reescribir un pasaje

¿Recuerdan este pasaje? Escriban todo lo que sucede en esta parte del cuento:

......................................................................................................

......................................................................................................

......................................................................................................

......................................................................................................

......................................................................................................

.........................................................................................................................................................

Inventar un nuevo episodio de Ricitos de Oro en la casa de los osos:

H. ACTIVIDAD DE PRODUCCIÓN

Para esta actividad sugerimos un menú de opciones de escritura en función de


las posibilidades lectoras del grupo:
1. Para inventar el nuevo episodio primero planificar el orden en el que será narrada,
luego grabar la historia y luego escucharla para poder escribirla. En caso de
olvidarse cómo sigue pueden volver a escucharla. Se sugiere realizar la actividad
en parejas.
2. Se pueden escribir comienzos de oraciones que ellos deban luego completar para
seguir el hilo narrativo, por ejemplo:
RICITOS DE ORO ENTRÓ……
ALLÍ ENCONTRÓ…….
PUSO UN PIE…
3. Se sugiere que recuperen el léxico que han ido trabajando en los ejercicios
anteriores: sustantivos y verbo

Imaginen que Ricitos se prueba los zapatos de los Osos ¿qué puede haber pasado?

Escritura a través del maestro

En estas situaciones, la tarea de registrar queda a cargo del docente y los alumnos se centran en los
problemas involucrados en el proceso de escritura; por ejemplo, la conveniencia de planificar

22
lo que se va a escribir, la toma de decisiones acerca de cómo organizar el escrito para que
sea comprendido o para producir un efecto deseado en el lector, la necesidad de revisar una y otra
vez lo producido… Por lo tanto, el foco está puesto en el aprendizaje del lenguaje escrito. Así,
durante la composición del texto, los alumnos ponen en juego los saberes sobre el lenguaje
que se escribe construido a partir de múltiples lecturas previas.

Algunas producciones colectivas que pueden desarrollarse:

Escritura de una recomendación

Consiste en elaborar un texto de opinión. Su producción promueve la formulación de criterios


de elección y la profundización en torno a lo literario ya que no se trata sólo de expresar el gusto
por el cuento leído, sino de sugerir/invitar su lectura, identificando pistas que permitan
sustentar la opinión expresada: el tema central y convocante del cuento (la curiosidad de
Ricitos de Oro), las motivaciones de los personajes (lo que siente y manifiesta cada uno de
los osos al encontrar sus pertenencias usadas), los recursos literarios (expresiones típicas como
“-¡Alguien se ha sentado en mi silla!”, “¡Estaba perfecta!”) y también recursos visuales utilizados
para producir ciertos efectos en el lector...

Escritura de una nueva versión del cuento

REFLEXIÓN PARA EL DOCENTE


Esta actividad presupone un itinerario literario por diversas versiones de Los tres ositos. Es
recomendable ejercer una labor colectiva de escritura de las secuencias de la nueva versión
(palabras claves “que no pueden faltar”, o conectores proporcionados por el libro o el docente
podrían ser útiles) Luego de escribir en forma conjunta la nueva versión, reflexionar acerca de
los cambios que introdujeron en la historia con respecto a la del libro ilustrado. Pensar, con
relación a las otras versiones que han leído, escuchado o visto en videos, qué significa que un
cuento varíe cuando es de tradición oral. Reflexionar acerca del lugar de ellos como autores
de esta nueva versión del cuento clásico. Hilar con la lectura del epílogo.

En esta producción, la historia permanece en términos de los personajes y la trama que ya


están dados; el desafío consiste en cómo expresar en lenguaje escrito lo que se conoce del
cuento. Para ello, acordar con los alumnos qué aspectos del texto-fuente se conservan, cuáles se
omiten, cuáles se modifican sin que deje de “ser” el cuento de Los tres osos. Este desafío alienta
a los niños a reconstruir el texto y a posicionarse como escritores.

Escritura de un nuevo episodio del cuento

Una vez que los alumnos se familiarizaron con el cuento, se puede proponer la escritura de una nueva
aventura de los personajes a partir de los hechos ocurridos en la historia. Por ejemplo, escribir
el episodio en el que Ricitos de Oro entra a otra casa conocida de los cuentos tradicionales. Por
ejemplo, la casa de los siete enanitos del bosque, la casa de la abuela de Caperucita Roja, la casa de
chocolate de la bruja de Hansel y Gretel, etc.

23

También podría gustarte