Está en la página 1de 3

El método experimental en la psicología cognitiva – Burin

1 – Ciencia y método
La psicología como ciencia nació en Alemania a mediados del siglo XIX cuando
empezó a estudiar aquellas ideas e hipótesis que pudieron ser sometidas a prueba de
manera empírica, pública y repetible.

♥ Una teoría nunca es “verdadera”. Siempre es provisional y puede ser desplazada


por otra que se adecue mejor a los datos, tenga mayor apoyo empírico.
♥ Para contratastar una hipótesis/teoría se requiere recoger datos. Estos datos
tienen que adecuarse a un conjunto de “criterios externos” constituidos por
criterios metodológicos.
♥ La ciencia no se define por el objeto sino por el método – la forma de reunir el
conocimiento-. Ese método requiere de la observación de la realidad de forma
sistemática. Teniendo esto en cuenta cualquier tema puede ser objeto de
indagación científica.

2 – Hipótesis, constructos hipotéticos y operacionalización.

Las teorías se componen de hipótesis que relacionan conceptos entre sí o conceptos con
hechos.
Las teorías psicológicas sirven para explicar el comportamiento observable y la
actividad mental, y para ello se elaboran hipótesis de por qué la gente se comporta de
determinado modo.
Las hipótesis psicológicas suelen plantear la existencia de determinadas entidades
mentales que son teóricas para justificar determinadas conductas (es decir que no
pueden observarse directamente en la realidad. Eje. la memoria, motivación,
inteligencia, etc.). A estas entidades se las denomina Constructos Hipotéticos y son los
ladrillos con los que se construyen las teorías.
La solución dada por la metodología para poder contrastar empíricamente términos no-
observables (constructos) es la operacionalización. Esto significa que hay que definir
cuales son los indicadores que marcan la presencia de dicho concepto.
Ejemplo: Si se lee a una persona una lista de palabras, las que recuerde luego de un
lapso de tiempo serán consideradas como un indicador de memoria.
La exigencia de definir un constructo en términos observables lleva a plantearlo en
términos de variable, es decir, un determinado ente que asume distintos valores.

2.1- Constructos hipotéticos y operacionalización en psicología cognitiva.(variables


más usadas)

Las hipótesis ya operacionalizadas consisten en una predicción (Eje. “Si el tratamiento


x tiene eficacia, se encontrará una diferencia entre pacientes tratados y no tratados). En
los experimentos de psicología cognitiva se suele predecir qué pasará con la cantidad
de respuestas o con el tiempo empleado en distintas tareas, en distintas condiciones
experimentales. Un experimento típico tiene dos etapas:

♥ Fase I: de estudio, de aprendizaje o de decodificación.


Se muestran los estímulos. El sujeto los recibe y hace mentalmente sobre ellos
diferentes operación (percibir, nombrar, retener para recordar luego, etc.). El
material puede ser visual, auditivo, táctil o una consigna visual o auditiva que indica
una acción a realizar.

♥ Fase II: de prueba.


Se pide al sujeto que realice la tarea (cualquiera que sea).
Puede venir inmediatamente después de la fase de estudio, o puede haber un
intervalo de tiempo de duración variable, según los requerimientos de la hipótesis.

Hay dos clases de indicadores típicos que se suelen medir en esta fase de prueba:
- Cantidad de respuestas correctas o erróneas.
- El tiempo empleado en distintas tareas (TIEMPO DE REACCION*)

*El TR es el tiempo que se tarda entre la aparición de un determinado estímulo y la


iniciación de la respuesta, en tareas experimentales, donde la consigna generalmente es
responder “lo mejor y más rápido” que se pueda. (Ver “Estudio cronométrico” en
archivo “experimentos y ejemplos”)

3- El método experimental: control y manipulación

Variables extrañas: Son toda una serie de variables que influyen en una situación más
allá de la variable que interesa estudiar. Es por eso que es muy importante eliminar su
influencia como posible factor explicativo.
Para controlar a las variables extrañas en un experimento, el grupo comparación debe
encontrarse en condiciones lo más iguales posibles a las del grupo de estudio,
exceptuando la condición que interesa investigar. Un buen método de lograr eso es
dejando actuar el azar, ya que podemos esperar que la influencia de las VE se reparta de
manera equivalente entre los grupos a comprar. También hay que controlar el material
con el que se va a trabajar.

Una hipótesis afirma el efecto de unas variables sobre otras. La variable que se supone
causa el efecto se denomina variable independiente (VI manipulada por el
investigador, asignada al azar, introducida activamente) y la que nos interesa explicar
es el efecto/resultado y se llama variable dependiente (VD solo se observa y se espera
que varíe según la VI)

Ej. Grupo a (no recibe tratamiento para la depresión) Grupo b (recibe tratamiento
para la depresión). El tratamiento es la VI, lo único que diferencia a un grupo de otro,
y el resultado del experimento es la VD.

Método experimental: Para que una observación tenga una significación debe estar
enmarcado en una comparación. Esto permite controlar las variables. El método
experimental implica que en la comparación se controlen las VE y que se manipule la
VI para ver si las variaciones de estas influyen sistemáticamente en VD.

4- Métodos cuasi-experimental y correlacional.


Método cuasi-experimental: Se utiliza en las situaciones en las que no es posible
manipular la VI y consiste en aplicar diseños metodológicos específicos que introducen
pasos adicionales en la recogida de datos. La validez de este tipo de estudios depende
de la similitud con que se traten de elegir los grupos iniciales tratando de emparejarlos.
También suelen hacerse mediciones de las variables en distintos momentos. En este
marco siempre es más dudosa la atribución de la causalidad a la VI.

Método correlacional: Se trata de investigaciones de carácter descriptivo- se elige una


muestra grande y representativa de la población para estudiar ciertas características
de la misma -. No hay manipulación ni asignación aleatoria de los participantes a los
grupos. Además el control generalmente se da a posteriori, mediante la selección de
submuestras o técnicas estadísticas. Por lo tanto, no estudian relaciones de causa-efecto.
Lo que interesa es establecer la existencia de una relación entre dos variables y de qué
magnitud es. Este método se utiliza por ejemplo para determinar en una muestra
representativa de una población de más de 65 años los casos de demencia.

También podría gustarte