Está en la página 1de 6

EL PAPEL DEL DOCENTE DE BIOLOGÍA COMO ASESOR DE TRABAJOS DE

INVESTIGACION EN EL NIVEL DE EDUCACIÓN MEDIA.


(The teacher's role as an advisor biology research work in secondary education level)

Puche Deinny, Savier Acosta


Facultad de Humanidades y Educación, Universidad del Zulia, Maracaibo-Venezuela.
División de investigación de la Facultad de Humanidades y Educación, Universidad del
Zulia, Maracaibo-Venezuela.
deinnypuche@gmail.com

RESUMEN
El estudio tuvo como objetivo describir el papel del docente de Biología como asesor de
trabajos de investigación en el nivel de educación media, en la U.E.A.B “Pbro Ender E.
Ávila. Se fundamentó en los planteamientos de Abel (2004), De la Cruz (2003), García
(2006), entre otros.El tipo de investigación fue descriptiva, de campo, con un diseño no
experimental y transversal; la población estuvo constituida por un grupo de 5to año de
educación media general. La técnica para la recolección de la información fue la encuesta,
el instrumento un cuestionario, el cual se validó por expertos en el área. En el análisis se
consideró aplicar la estadística descriptiva por frecuencia indicadores, dimensiones y
mostrarán los comportamientos de las variables objeto de estudio. Los resultados obtenidos
muestran que el docente en Biología posee un perfil adecuado para la preparación y
asesoramiento de trabajos de investigación a nivel de media general. Se concluyó que el
graduado en Biología Se desenvuelve como investigador de manera adecuada y logran
utilizar las técnicas de enseñanza para la investigación. Aunado a esto se atribuyen factores
de motivación que son muy importante para la consolidación de competencias genéricas y
específicas en educación media general.

Palabras clave: Docente de biología, asesor de investigación, Educación media general.

INTRODUCCIÓN
La tutoría, es una actividad académica que consiste en orientar y ayudar al alumno
en actividades relacionadas con el aprendizaje. La asesoría toma niveles diversos que
incluye desde la orientación de un alumno que presenta dificultad o necesidad de
información con respecto a cierto tema, hasta la asesoría de un alumno que presenta una
disyuntiva vocacional o motivacional. Para Carruyo (2007), el asesor desempeña un
conjunto heterogéneo de funciones y roles diversos: la asesoría en el desarrollo de una
investigación, combinando su labor docente e investigador, por consiguiente la anterior se
centra en un grupo de estudiantes o no para ayudar en los procesos de enseñanza-
aprendizaje. Se considera que los límites entre tutoría y asesoría, son difíciles de establecer,

939
entre ambos conceptos existen débiles líneas divisorias por ser conceptos integrados. Lo
cierto es que, ambos procesos de formación, de aportación a la generación de conocimiento
y a la formación para la investigación.
Martínez, Vizcarra y Hernández (2010), insiste en el planteamiento de que las
asesorías académicas, son asumidas como un proceso progresivo, continuo e integral entre
docentes, estudiantes, permite la planificación y desarrollo de experiencias que propician la
formación integral del estudiante y la orientación idónea de la función del docente de tal
manera que, al elevar el rendimiento académico, consolida la reputación institucional, en
razón de dar a conocer al estudiante estrategias para cumplir los contenidos programáticos
con el mayor rendimiento. En el siguiente ensayo se pretende vincular los alcances del
perfil del estudiante cuando recibe asesorías académicas pertinentes, desde el enfoque que
representa la creación de una base de datos que permita la recopilación de la información
necesaria que garantice apoyo durante su proceso de formación y su posterior desempeño
profesional, bajo la premisa de una propuesta centrada en la resolución exitosa de sus
situaciones personales y académicas como parte de las habilidades que determinan su
desenvolvimiento proactivo.
Carruyo (2007) define el tutor (asesor) como el investigador que se responsabiliza
académicamente en la formación de un estudiante en el desarrollo específico de un
proyecto; es el especialista que asiste a los estudiantes en formación, en el proceso de
elaboración del trabajo, a través de una relación unipersonal, directa e individualizada con
el estudiante de acuerdo con el plan de estudios correspondiente. La tutoría (asesoría) debe
estar presente durante todo el proceso de realización del trabajo de grado.
Para Sanchis (2008) El interés por las asesorías está muy relacionado con la calidad
de la enseñanza, ya que afecta al rendimiento y a la satisfacción del alumnado. Según la
normativa provisional de la figura del Asesor Académico (aunque masculino, la mayoría
son mujeres según se ha podido comprobar en las reuniones comunes que hemos
mantenido), “la asesoría es una acción docente de orientación con la finalidad de participar
en la formación integral del alumno, potenciando su desarrollo académico y personal, así
como su proyección social y profesional” Sanchis (2008). Las asesorías son distintas de las
tutorías académicas, que son las que realiza cada docente en su asignatura con su grupo de

940
estudiantes. Las tutorías, son aquellas que debemos realizar cualquier profesora o profesor
dentro de las asignaturas y a los grupos que se imparta clase, dentro de una titulación. Las
tutorías sirven para clarificar los problemas que el alumnado, individual o colectivamente,
tenga en relación al contenido de una materia de la que seamos responsables. En ellas los
profesores supervisan el trabajo del estudiante, orientan, resuelven dudas, aconsejan
bibliografía, revisan trabajos y pruebas, entre otros, dentro del ámbito de la propia
asignatura. En definitiva son las que, desde siempre, se vienen llevando a cabo en la
Universidad. Así pues, la asesoría académica tiene una aplicación más amplia y genérica
que el contenido específico de las asignaturas que podamos impartir.
Acompañamiento, cercanía, observación y mediación constituyen acciones y
procesos que hablan de aquella fuerza de gestión que promueve la innovación y que se
puede llamar asesoría. Dentro de los considerandos importantes, para hablar de asesoría, se
toma en cuenta el dominio que la persona debe tener en el área, la especialidad o el asunto
que asesora, entendido este dominio como la autoridad que le ofrece poseer las
competencias necesarias para dar apoyo. Sanchis (2008). El presente trabajo tuvo como
objetivo describir el papel del docente de Biología como asesor de trabajos de investigación
en el nivel de educación media, en la U.E.A.B “Pbro Ender E. Ávila.

BASES TEÓRICAS
Competencias del asesor académico.
Sanchis (2008) Frente a la expresión: “Ser asesor no es cualquier cosa” (Portafolios
sobre asesoramiento curricular, 2007), no se trata de pensar que es simplemente poder decir
algo sobre algún conocimiento que se tenga, ni tampoco convertirse en el artífice de tareas
y de procesos que deben construir otros, por corresponder a sus vivencias curriculares o
evaluativas, por ejemplo.
En ese sentido, los principales indicadores del desarrollo del perfil de quien asesora
en este sistema son los siguientes: 1. Identificación con la docencia. 2. Formación
académica, en tanto sólida preparación en el campo que asesora, experiencia profesional,
otros. 3. Capacidad para orientar las propuestas didácticas a su cargo. 4. Capacidad para
incentivar al aprendizaje y sus procesos. 5. Capacidad de comunicación, como componente

941
muy importante, cuyas características refieren al diálogo, a las acciones positivas y
flexibles, entre otras. 6. Habilidad para diseñar materiales educativos, como otro elemento
fundamental.

Entre las principales funciones, el asesor es una persona que diagnostica con el fin
de identificar fortalezas, dificultades, carencias, posibilidades, otros; esta habilidad
diagnóstica funge, también, como una acción que se convierte en punto de partida y como
dimensión evaluativa continua dentro del desempeño asesor. Es importante destacar en
este momento que ninguna de las funciones es vista como el seguimiento de un modelo,
pero sí como parte importante del desempeño asesor.

Características de los tutores Chávez (2007)


Las características que deben reunir los tutores son: Formación tutorial teórica y
práctica, Personal con base docente. Experiencia mínima como docente de dos años.
Comprometido con los valores del programa de tutoría. Ética profesional, Habilidad para la
comunicación, Convencido de la necesidad del programa y comprometido con el mismo,
Disponibilidad. Discreción.

ORIENTACIONES METODOLÓGICAS
La presente investigación es descriptiva, dado que se logra caracterizar un objeto
de estudio o una situación concreta indicando sus rasgos diferenciadores; además, Presenta
un diseño de campo debido a que se apoya en la información obtenida en el lugar donde se
desarrolla el estudio, así mismo la investigación es no experimental, ya que se observan los
fenómenos tal y como ocurren naturalmente, sin intervenir en su desarrollo. De igual modo,
es transversal puesto que la recolección de datos se efectúa en un solo momento, en un
tiempo único.
La población es la totalidad del fenómeno a estudiar, cuyas unidades de análisis
poseen características comunes dando origen a los datos de la investigación; en este trabajo
de investigación tomó como población a 45 estudiantes de la sección A de 5to año de
educación media general de la U.E.A.B “Pbro Ender .E. Ávila”. Como técnica para la

942
recolección de los datos se utilizó la observación y como instrumento unas guía de
observación.

CONCLUSIONES O REFLEXIONES FINALES


Los docentes juegan un papel muy importante para la asesoría de trabajos de
investigación a nivel de media. El especialista en Biología da a conocer que posee
potencialidad en el área de investigación, pues está formado para eso, tomando en
consideración lo anterior los alumnos corroboran que el papel del docente en el abordaje
del trabajo y ayudarlo a llevar a cabo el mismo es de suma importancia ya que este último
posee los conocimientos para el mismo. También la población pone en evidencia que el
docente se esmera en dar lo mejor de sí para ayudar al alumno en su proceso de realización
del trabajo de investigación. También existen factores de motivación que pueden identificar
a los docentes que actúan en todo su esplendor como docentes que verdaderamente
colaboran y ayudan al alumnado.
Se debe también considerar que todos los docentes de educación media general
deben apuntar a ayudar al estudiantado a alcanzar la consolidación de sus trabajos de
investigación, ya que la anterior en una competencia básica de los mismos.

REFERENCIAS CONSULTADAS

Abel, A., et al. (2004). Alfabetización en información: la definición de CILIP (UK). Boletín
de la Asociación Andaluza de Bibliotecarios [en línea]. Dic. 2004, no. 77, p. 79–84.
Disponible en web: http://www.aab.es/pdfs/baab77/77a4.pdf.

De La Cruz, A. (2003). El proceso de convergencia europeo: Ocasión de modernizar la


universidad española si se produce un cambio de mentalidad en gestores, profesores y
estudiantes. En Aula Abierta, 82, 191-216.

García, M. (2006). Las competencias de los alumnos universitarios Revista


Interuniversitaria de Formación de Profesorado. Redalyc. Vol. 20, Núm. 3, sin mes, 2006,
pp. 253-269 Universidad de Zaragoza. España.

Murillo, G. (2010). Asesoría académica universitaria: perfil de competencias básicas y


genéricas. Revista: Actualidades Investigativas en Educación. Volumen 10, Número 2 pp.
1-16. Instituto de Investigación en Educación. Universidad de Costa Rica

943
Reglamento de asesoría académicas de la Universidad central de Venezuela.
Sanchis, A. (2008). Comunicación: las asesorías académicas en el EEES. Facultad de
Derecho y ADE. Universidad de Córdoba, España.

944