Está en la página 1de 11

Número suelto € 1,00.

Número atrasado € 2,00

L’OSSERVATORE ROMANO
EDICIÓN SEMANAL EN LENGUA ESPAÑOLA
Unicuique suum Non praevalebunt
Año LI, número 51-52 (2.647) Ciudad del Vaticano 20 de diciembre de 2019

TENER
ABIERTO
SIEMPRE
EL
CORAZÓN

FELICES FIESTAS
a redacción española de L’Osserva-

L tore Romano desea a todos sus lecto-


res una ¡Feliz Navidad!, unos días
en familia plenos y gozosos y un año nue-
vo 2020 lleno de grandes proyectos. Agra-
decemos a nuestros lectores su fidelidad y
esperamos que nos sigan acompañando en
nuestro trabajo el próximo año para di-
fundir cada vez más la voz del Papa

l final de la audiencia general de los trata de un chaleco salvavidas el «segundo cha- muerte». A propósito de los socorristas Francis-

A miércoles, el Santo Padre encontró un


grupo de refugiados llegados reciente-
mente desde la isla griega Lesbos a
través de los corredores humanitarios con la
ayuda de la Limosnería Apostólica y la Comu-
leco que recibo como regalo», señaló el Pontífi-
ce en el discurso que les dirigió. Un salvavidas
«que perteneció a un inmigrante que desapare-
ció en el mar el pasado mes de julio», y añadió
«estamos ante una muerte causada por la injus-
co comentó: «Quienes les han socorrido me han
contado que han aprendido de la humanidad de
las personas que han podido salvar, revelándo-
me cómo en cada misión redescubran la belleza
de ser una única gran familia humana, unida en
nidad de Sant’Egidio el pasado 2 de diciembre. ticia, que les obliga a atravesar desiertos y a pa- la fraternidad universal». Y terminó su discurso
En un gesto de cercanía para con ellos, ha orde- decer abusos y torturas en los campos de deten- agradeciendo a quienes «han decidido no per-
nado colocar una cruz con dentro un salvavidas ción». Describiendo la cruz dijo «el salvavidas manecer indiferentes y se han prodigado en so-
en medio en la puerta del Palacio Apostólico, “viste” una cruz en resina colorada que quiere
correr al desventurado, sin hacerse tantas pre-
en el Patio del Belvedere en recuerdo de los in- expresar la experiencia espiritual que he podido
guntas sobre cómo y por qué el pobre medio
migrantes y refugiados. “Es para recordarnos recoger de las palabras de los socorristas». Es
que debemos mantener nuestros ojos abiertos, una cruz transparente y «se coloca como reto muerto haya terminado en su camino», no sin
mantener nuestros corazones abiertos, para re- que hay que mirar con mayor atención y a bus- antes expresar que «es necesario ayudar y sal-
cordarles a todos el compromiso absoluto de car siempre la verdad». Es, también, continuó, var, porque somos todos responsables de la vida
salvar cada vida humana, un deber moral que «luminiscente: quiere recordar nuestra fe en la de nustro prójimo, y el Señor nos pedirá cuenta
une a los creyentes y no creyentes”, indicó. Se Resurrección, el triunfo de Cristo sobre la de ello en el momento del juicio».
página 2 L’OSSERVATORE ROMANO viernes 20 de diciembre de 2019, número 51-52

Abolido el secreto pontificio en los casos de violencia, abusos sobre menores y pedopornografía
Instrucciones
sobre la confidencialidad de las causas Entrevista con Mons. Charles Scicluna
l Santo Padre Francisco, l Santo Padre Francisco, en
Una decisión histórica
E en la Audiencia concedi-
da al infrascrito Cardenal
Secretario de Estado y al
infrascrito Cardenal Prefecto de
la Congregación para la Doctrina
E la Audiencia concedida a Su
Excelencia Mons. Edgar Pe-
ña Parra, Sustituto para los
Asuntos Generales de la Secretaría de
Estado, el día 4 de diciembre de
que elimina
de la Fe, el 4 de octubre de 2019,
ha decidido introducir los si-
2019, ha decidido emanar la Instruc-
ción Sobre la confidencialidad de las obstáculos e impedimentos”
guientes cambios en las “Normae causas, adjunta al presente Rescrip-
de gravioribus delictis” reservados tum y que forma parte integrante del Publicamos a continuación la entrevista que Andrea Tornielli ha realizado al
al juicio de la Congregación para mismo. El Santo Padre ha dispuesto secretario adjunto de la Congregación para la Doctrina de la fe.
la Doctrina de la Fe, a los que se que este tenga vigencia firme y esta-
refiere el Motu proprio “Sacra- ble, no obstante cualquier disposi- (SCILCUNA) “En la reunión de febrero sobre la protección de los me-
mentorum Sanctitatis Tutela”, de ción contraria, aunque sea digna de nores, los obispos habían hablado de ello”.
San Juan Pablo II, del 30 de abril particular mención, que sea promul- (ANDREA TORNIELLI) “Una decisión histórica”. Así acogió el Arzobispo
de 2001, tal como fueron enmen- gado mediante la publicación en de Malta, Charles Scicluna, Secretario Adjunto de la Congregación para
dadas por el Rescriptum ex Au- L’Osservatore Romano, entrando en la Doctrina de la Fe, el rescripto publicado el martes 17 de diciembre de
dientia SS.mi, del 21 de mayo de vigor inmediatamente, y posterior- 2019 en esta entrevista con Radio Vaticano - Vatican News.
2010, firmado por el entonces mente publicado en el boletín oficial
Prefecto de la Congregación para Acta Apostolicae Sedis. ¿Qué importancia tiene la decisión del Papa de abolir el secreto pontificio en
la Doctrina de la Fe, el Cardenal casos de violencia y abuso de menores?
William Levada: Vaticano, 6 de diciembre de 2019 Recuerdo que en el encuentro de obispos que el Santo Padre Francis-
co convocó en febrero de 2019 hubo un día entero dedicado a la trans-
PIETRO CARD. PAROLIN
parencia. Luego, con la nueva ley Vos estis lux mundi de mayo de 2019,
SECRETARIO DE ESTAD O
Artículo 1 el Santo Padre también comenzó a aplicar las decisiones tomadas en fe-
brero. Esta es otra pieza muy importante porque recuerdo que en la dis-
2. El art. 6 § 1, 2° del Sacra- cusión, en la conferencia del pasado mes de febrero, se habló repetida-
mentorum Sanctitatis Tutela se Instrucción mente del secreto pontificio casi como un impedimento a la debida in-
sustituye en su totalidad por el formación dada a la víctima y a las comunidades. En mi opinión, esta
texto siguiente: “la adquisición o Sobre la confidencialidad
posesión o divulgación, con un de las causas
fin libidinoso, de imágenes por-
nográficas de menores de diecio- 1. No están sujetas al secreto ponti-
cho años por parte de un clérigo, ficio las denuncias, los procesos y las
de cualquier forma y por cual- decisiones concernientes a los delitos
quier medio”. mencionados:
a) en el artículo 1 del Motu pro-
prio “Vos estis lux mundi”, del 7 de
Artículo 2 mayo de 2019;
§1 - El art. 13 del Sacramento- b) en el artículo 6 de las Normae
rum Sanctitatis Tutela se sustituye de gravioribus delictis reservados al
en su totalidad por el texto si- juicio de la Congregación para la
guiente: “Funge de abogado y Doctrina de la Fe, mencionados en el
procurador un fiel, doctorado en Motu proprio “Sacramentorum San-
derecho canónico, aprobado por ctitatis Tutela”, de san Juan Pablo II,
el presidente del colegio”. del 30 de abril de 2001, y sus poste-
riores modificaciones.
§ 2° - El art. 14 del Sacramen-
torum Sanctitatis Tutela se susti- 2. La exclusión del secreto pontifi- decisión es histórica en el contexto de la institucionalidad jurídica del
tuye en su totalidad por el texto cio también subsiste cuando tales de- secreto pontificio y llega en el momento justo.
siguiente: “En los otros tribuna- litos hayan sido cometidos en conco-
les, sin embargo, para las causas mitancia con otros delitos. En términos concretos, ¿qué cambia después de esta decisión?
de las que tratan las presentes 3. En las causas a las que se refiere
Por ejemplo, veamos los impedimentos que existían hasta este mo-
normas, pueden desempeñar váli- el punto 1, la información se tratará
mento: la víctima no tenía la oportunidad de conocer la sentencia que
damente los oficios de juez, pro- de manera que se garantice su seguri-
siguió a su denuncia, porque existía el secreto pontificio. También otras
motor de justicia y notario sola- dad, integridad y confidencialidad de
comunicaciones eran obstaculizadas, porque el secreto pontificio es un
mente sacerdotes”. acuerdo con los cánones 471, 2° del
CIC y 244 § 2, 2° del CCEO, con el secreto del más alto nivel en el sistema de confidencialidad del Derecho
fin de proteger la buena reputación, Canónico. Ahora también se facilita la posibilidad de salvaguardar a la
El Santo Padre ha ordenado comunidad y de decir el resultado de una sentencia.
la imagen y la privacidad de todas
que este Rescriptum se publique
las personas involucradas
en L'Osservatore Romano, así co- ¿La abolición del secreto pontificio significa que los documentos se harán pú-
mo en el Acta Apostolicae Sedis, 4. El secreto de oficio no obsta pa- blicos?
entrando en vigor el 1 de enero ra el cumplimiento de las obligacio-
de 2020. nes establecidas en cada lugar por la No son de dominio público pero, por ejemplo, se facilita la posibili-
legislación estatal, incluidas las even- dad de una colaboración más concreta con el Estado, en el sentido de
Vaticano, 3 de diciembre de 2019 tuales obligaciones de denuncia, así que la diócesis que tenga documentación ya no está atada al secreto
como dar curso a las resoluciones eje- pontificio y puede decidir -como debecolaborar bien, entregando una
PIETRO CARD. PAROLIN cutivas de las autoridades judiciales copia de la documentación también a las autoridades civiles. El mismo
SECRETARIO DE ESTAD O civiles. rescripto, esta nueva ley, también habla de la necesidad de salvaguardar
5. No puede imponerse ningún la vida privada de la persona, la buena reputación de las personas invo-
LUIS FRANCISCO CARD. vínculo de silencio con respecto a los lucradas, así como su dignidad. Siempre se requiere una cierta reserva
LADARIA hechos encausados ni al denunciante, en el ámbito penal y esta sigue estando garantizada. Esto no significa,
PREFECTO DE LA CONGREGACIÓN ni a la persona que afirma haber sido por tanto, que la documentación pase a ser de dominio público, sino
PARA LA D O CTRINA DE LA FE perjudicada ni a los testigos. que se facilita la colaboración con el Estado y con otros organismos que
tienen derecho a acceder a dicha documentación.

TIPO GRAFIA VATICANA EDITRICE Tarifas de suscripción: Italia - Vaticano: € 58.00; Europa (España + IVA): € 100.00 - $ 148.00; América
L’OSSERVATORE ROMANO ANDREA MONDA
director L’OSSERVATORE ROMANO Latina, África, Asia: € 110.00 - $ 160.00; América del Norte, Oceanía: € 162.00 - $ 240.00.
EDICIÓN SEMANAL EN LENGUA ESPAÑOLA Administración: 00120 Ciudad del Vaticano, teléfono + 39 06 698 99 480, fax + 39 06 698 85 164,
Giuseppe Fiorentino Servicio fotográfico
Unicuique suum Non praevalebunt e-mail: suscripciones.or@spc.va.
subdirector photo@ossrom.va
Silvina Pérez En México: Arquidiócesis primada de México. Dirección de Comunicación Social. San Juan de Dios,
jefe de la edición 222-C. Col. Villa Lázaro Cárdenas. CP 14370. Del. Tlalpan. México, D.F.; teléfono + 52 55 2652 99 55,
Publicidad: Il Sole 24 Ore S.p.A.
Ciudad del Vaticano System Comunicazione Pubblicitaria fax + 52 55 5518 75 32; e-mail: suscripciones@semanariovaticano.mx.
Redacción
redazione.spagnola.or@spc.va via del Pellegrino, 00120 Ciudad del Vaticano Via Monte Rosa 91, 20149 Milano En Perú: Editorial salesiana, Avenida Brasil 220, Lima 5, Perú; teléfono + 51 42 357 82; fax + 51 431 67 82;
www.osservatoreromano.va teléfono 39 06 698 99410 segreteriadirezionesystem@ilsole24ore.com e-mail: editorial@salesianos.edu.pe.
número 51-52, viernes 20 de diciembre de 2019 L’OSSERVATORE ROMANO página 3

El Pontífice bendice las pequeñas estatuas de los belenes


Ángelus

Hacerle lugar al Niño Dios


Renovando una tradición natalicia inaugurada durante el pontificado de dos a reconocer el rostro que Dios eligió asumir en Jesucristo, humil-
Pablo VI, el Papa Francisco bendijo al término del Ángelus de medio día de y misericordioso.
del 15 de diciembre, tercer domingo de Adviento, los pequeños Niños Dios El Adviento es un tiempo de gracia. Nos dice que no basta con
traídos a la plaza san Pedro por los niños del Centro de oratorios creer en Dios: es necesario purificar nuestra fe cada día. Se trata de
romanos, No sin antes comentar el Evangelio propuesto por la liturgia del prepararnos para acoger no a un personaje de cuento de hadas, sino
«Domingo de gozo», el Pontífice exhortó a los numerososo fieles a no al Dios que nos llama, que nos implica y ante el que se impone una
dejarse «distraer por las cosas externas» y a hacer, en cambio, espacio en elección. El Niño que yace en el pesebre tiene el rostro de nuestros
nuestros corazones a Aquél que ya ha venido y quiere volver a venir para hermanos más necesitados, de los pobres, que «son los privilegiados
curar nuestras enfermedades y darnos su alegría». de este misterio y, a menudo, aquellos que son más capaces de reco-
nocer la presencia de Dios en medio de nosotros» (Carta Apostólica
Queridos hermanos y hermanas, ¡buenos días! Admirabile signum, 6).
n este tercer domingo de Adviento, llamado el “domingo de Que la Virgen María nos ayude para que, al acercarnos a la Navi-

E la alegría”, la Palabra de Dios nos invita, por una parte, a la


alegría y, por otra, a la conciencia de que la existencia inclu-
ye también momentos de duda, en los que es difícil creer. La
alegría y la duda son experiencias que forman parte de nuestras vi-
das. A la invitación explícita a la alegría del profeta Isaías: «Que el
dad, no nos dejemos distraer por las cosas externas, sino que haga-
mos espacio en nuestros corazones para Aquél que ya ha venido y
quiere volver a venir para curar nuestras enfermedades y darnos su
alegría.
Después del Ángelus
desierto y el sequedal se alegren, regocíjese la estepa y la florezca co- ¡Queridos hermanos y hermanas!
mo flor» (35, 1), se contrapone en el Evangelio la duda de Juan el
Bautista: «¿Eres tú el que ha de venir, o debemos esperar a otro?» Os saludo a todos vosotros, familias, grupos parroquiales y asocia-
(Mateo 11, 3). De hecho, el profeta ve más allá de la situación: tiene ciones, que habéis venido de Roma, de Italia y de muchas partes del
ante sí gente desanimada: manos débiles, rodillas vacilantes, corazo- mundo. En particular, saludo a los peregrinos de Corea, de Valencia
nes intranquilos (cf. Isaías 35, 3-4). Es la misma realidad que siempre y al grupo de Rotzo (VI).
pone a prueba la fe. Pero el hombre de Dios mira más allá, porque el Os saludo, queridos muchachos, que habéis venido con las figuras
Espíritu Santo hace que su corazón sienta el poder de su promesa y del Niño Jesús para vuestro belén. ¡Levantad las figuras! Las bendi-
anuncia la salvación: «¡Ánimo, no temáis! Mirad que vuestro Dios go de corazón. «El belén, en efecto, es como un Evangelio vivo […].
viene, [...] os salvará» (v. 4). Y entonces todo se transforma: el de- La contemplación de la escena de la Navidad, nos invita a ponernos
sierto florece, el consuelo y la alegría se apoderan de los perdidos, espiritualmente en camino, atraídos por la humildad de Aquel que se
los cojos, los ciegos, los mudos se curan (cf. vv. 5-6). Esto es lo que ha hecho hombre para encontrar a cada hombre. Y descubrimos que
sucede con Jesús: «los ciegos ven y los cojos andan, los leprosos que- Él nos ama hasta el punto de unirse a nosotros, para que también
dan limpios y los sordos oyen, los muertos resucitan y se anuncia a nosotros podamos unirnos a Él» (cf. Carta apostólica Admirabile sig-
los pobres la Buena Nueva» (Mateo 11, 5). num, 1).
Esta descripción nos muestra que la salvación envuelve al hombre En menos de un año, del 13 al 20 de septiembre de 2020, se cele-
entero y lo regenera. Pero este nuevo nacimiento, con la alegría que brará en Budapest el 52 º Congreso Eucarístico Internacional. Desde
lo acompaña, presupone siempre una muerte para nosotros mismos y hace más de un siglo, los Congresos Eucarísticos nos recuerdan que
para el pecado que está dentro de nosotros. De ahí la llamada a la la Eucaristía está en el centro de la vida de la Iglesia. El tema del
conversión, que es la base de la predicación tanto del Bautista como próximo Congreso será «Todas mis fuentes están en ti» (Salmo 87,
de Jesús; en particular, se trata de convertir la idea que tenemos de 7). Oremos para que el «acontecimiento eucarístico de Budapest fo-
Dios. Y el tiempo de Adviento nos estimula a hacerlo precisamente mente procesos de renovación en las comunidades cristianas» (Dis-
con la pregunta que Juan el Bautista le hace a Jesús: «¿Eres tú el que curso del Santo Padre Francisco a la plenaria del Comité Pontificio
ha de venir, o debemos esperar a otro?» (Mateo 11, 3). Pensamos: to- para los Congresos Eucarísticos Internacionales, 10 de noviembre de
da su vida Juan esperó al Mesías; su estilo de vida, su cuerpo mismo, 2018).
está moldeado por esta espera. Por eso también Jesús lo alaba con Y os deseo a todos un feliz domingo y una feliz Novena de Navi-
estas palabras: «no ha surgido entre los nacidos de mujer uno mayor dad. Vosotros, muchachos, traed a los niños para el belén y, por fa-
que Juan el Bautista» (Mateo 11, 11). Sin embargo, él también tuvo vor, no os olvidéis de rezar por mí. Os deseo un buen almuerzo y
que convertirse a Jesús. Como Juan, también nosotros estamos llama- adiós.
página 4 L’OSSERVATORE ROMANO viernes 20 de diciembre de 2019, número 51-52

Audiencia a la Congregación de las causas de los santos en el quincuagésimo aniversario de la institución

Aprender a ver la santidad en la puerta de al lado


«La santidad impregna y acompaña siempre la vida medir nuestra coherencia evangélica con diferen- de los Santos. En esto animo a los superiores,
de la Iglesia peregrina en el tiempo, a menudo de tes tipologías de santidad, ya que «Cada santo es cardenales y obispos que son miembros del Dica-
modo oculto y casi imperceptible». Lo recordó el Papa una misión; es un proyecto del Padre para reflejar sterio, y a todos los oficiales.
Francisco dirigiéndose a los miembros, a los oficiales, y encarnar, en un momento determinado de la hi- Los consultores, en el ámbito histórico, teológi-
a los consultores y a los postuladores de la storia, un aspecto del Evangelio» (Exhortación co y médico, están llamados a realizar su trabajo
Congregación de las causas de los santos, recibidos en Apostólica Gaudete et exsultate, 19). con plena libertad de conciencia, estudiando cui-
audiencia la mañana del jueves, 12 de diciembre, en El testimonio de los beatos y de los santos nos dadosamente los casos que se les confían y formu-
la Sal Clementina, con ocasión del quincuagésimo ilumina, nos atrae y nos interpela, porque es «pa- lando los juicios pertinentes con madura refle-
aniversario de la institución del dicasterio por parte labra de Dios» encarnada en la historia y cercana xión, de forma imparcial y sin tener en cuenta
de Pablo VI. a nosotros. La santidad impregna y acompaña ningún condicionamiento, cualquiera que sea su
siempre la vida de la Iglesia peregrina en el tiem- procedencia. El Reglamento y la praxis del Dica-
Queridos hermanos y hermanas: po, a menudo de manera oculta y casi impercepti- sterio, así como la vigilancia de los superiores, fa-
e alegra encontrarme con la gran fa- ble. Por lo tanto, debemos aprender a «ver la vorecen una relación de absoluta independencia

M milia de la Congregación de las Cau-


sas de los Santos, que desarrolla su
labor al servicio de la Iglesia univer-
sal en lo relativo al reconocimiento de la santidad
de quienes han seguido fielmente a Cristo. Salu-
santidad en el pueblo de Dios paciente: a los pa-
dres que crían con tanto amor a sus hijos, en esos
hombres y mujeres que trabajan para llevar el pan
a su casa, en los enfermos, en las religiosas ancia-
nas que siguen sonriendo […] Esa es muchas ve-
entre los autores de los votos individuales y los
que forman o coordinan los congresos particula-
res. Se trata de tener siempre presentes las finali-
dades específicas de las Causas, que son la gloria
de Dios y el bien espiritual de la Iglesia, y están
do con afecto al cardenal Angelo Becciu, Prefecto ces la santidad “de la puerta de al lado”, de estrechamente vinculadas con la búsqueda de la
del Dicasterio, y le agradezco sus palabras. Salu- aquellos que viven cerca de nosotros y son un re- verdad y de la perfección evangélica.
do a los cardenales y obispos miembros, al secre- flejo de la presencia de Dios» (ibíd., 7). Por su parte, los postuladores deben ser cada
tario, Monseñor Marcello Bartolucci, al subsecre- Vuestro Dicasterio está llamado a verificar las vez más conscientes de que su función requiere
tario, a los oficiales, a los consultores y a los po- diversas modalidades de la santidad heroica, la una actitud de servicio a la verdad y de coopera-
stuladores. Es una ocasión significativa la que que resplandece más visible como la más oculta y ción con la Santa Sede. No deben dejarse guiar
motiva nuestro encuentro de hoy: la Congrega- menos aparente, pero igualmente extraordinaria. por visiones materiales e intereses económicos, no

Las numerosas beatificaciones y canonizaciones que se han celebrado en las últimas décadas

“ ”
significan que los santos no son seres humanos inalcanzables, sino que están cerca de nosotros y
pueden sostenernos en el camino de la vida. De hecho, «que han experimentado la fatiga
cotidiana de la existencia con sus éxitos y sus fracasos, encontrando en el Señor la fuerza de
volver a levantarse siempre y continuar el camino»

ción de las Causas de los Santos celebra este año La santidad es la verdadera luz de la Iglesia: co- deben buscar su afirmación personal y, sobre to-
medio siglo de vida. Efectivamente, el 8 de mayo mo tal, debe ser colocada en el candelabro para do, deben evitar todo aquello que esté en contra-
de 1969, San Pablo VI decidió sustituir la Congre- que pueda iluminar y guiar el camino hacia Dios dicción con el significado de la labor eclesial que
gación para los Sagrados Ritos por dos Dicaste- de todo el pueblo redimido. Se trata de una veri- realizan. Los postuladores no deben olvidar nun-
rios: la Congregación para las Causas de los San- ficación que cumple diariamente vuestro Dicaste- ca que las Causas de beatificación y canonización
tos y la Congregación para el Culto Divino. Con rio y que se ha llevado a cabo desde la antigüe- son realidades de naturaleza espiritual, no sola-
esta decisión hacía posible dedicar los recursos dad con escrupulosidad y exactitud en la investi- mente procesal, espiritual. Por eso deben ser tra-
humanos y laborales adecuados a dos grandes gación, con seriedad y pericia en el estudio de las tadas con una marcada sensibilidad evangélica y
áreas claramente diferenciadas, para responder fuentes procesales y documentales, con objetivi- con rigor moral. De hecho, una vez, con el Car-
mejor tanto a las peticiones cada vez numerosas dad y rigor en el examen y en cada nivel de jui- denal Amato, hablamos de la necesidad del mila-
de las Iglesias particulares como a la sensibilidad cio, concerniente al martirio, a la heroicidad de gro. Se necesita un milagro porque es precisamen-
conciliar. las virtudes, al ofrecimiento de la vida y al mila- te el dedo de Dios allí. Sin una clara intervención
En este medio siglo de actividad, vuestra Con- gro. Son criterios fundamentales, requeridos por
del Señor, nosotros no podemos seguir adelante
gregación ha examinado un gran número de per- la seriedad del tema, por la legislación y por las
justas expectativas del pueblo de Dios, que se en- con las causas de la canonización.
files biográficos y espirituales de hombres y muje-
res para presentarlos como modelos y guías de vi- comienda a la intercesión de los santos y se inspi- Queridos hermanos y hermanas, os doy las gra-
da cristiana. Las numerosas beatificaciones y ca- ra en su ejemplo de vida. cias por vuestro diligente servicio a toda la Igle-
nonizaciones que se han celebrado en las últimas Siguiendo este camino, el trabajo de la Congre- sia. A través de vuestra obra, estáis al lado espe-
décadas significan que los santos no son seres hu- gación permite despejar el campo de cualquier cialmente de los obispos para apoyar su compro-
manos inalcanzables, sino que están cerca de no- ambigüedad o duda, logrando una plena certeza miso de difundir la conciencia de que la santidad
sotros y pueden sostenernos en el camino de la vi- en el anuncio de la santidad. Por lo tanto, sólo es la exigencia más profunda de todo bautizado,
da. De hecho, «que han experimentado la fatiga puedo exhortar a cada uno de vosotros a conti- el alma de la Iglesia y el aspecto primario de su
cotidiana de la existencia con sus éxitos y sus fra- nuar por el camino trazado y seguido durante misión. Confío vuestro trabajo cotidiano a la in-
casos, encontrando en el Señor la fuerza de volver unos cuatro siglos por la Congregación de los Sa- tercesión maternal de María, Reina de los Santos,
a levantarse siempre y continuar el camino» (Án- grados Ritos, y continuado durante los últimos y mientras os pido que recéis por mí, os imparto
gelus, 1 de noviembre de 2019). Y es importante cincuenta años por la Congregación de las Causas de todo corazón la bendición apostólica.
número 51-52, viernes 20 de diciembre de 2019 L’OSSERVATORE ROMANO página 5

La importancia de discernir en la era digital

Las redes sociales ¿oportunidad o amenaza?


SILVINA PÉREZ
una sociedad como la nuestra, que rinde culto a la tecnolo-
gía ¿corremos el riesgo de sufrir hasta tal punto el impacto
i la conferencia de Yalta (febrero de 1945) se de los medios digitales y de construir un nuevo concepto de

«S hubiese negociado en directo hoy todo sería


distinto. El mundo es como lo hemos conoci-
do hasta hace cinco minutos gracias a una
cierta economía de los secretos. Esa economía también está
cambiando». Así abría una de sus columnas el periodista y
ciudadanía?.
En el ensayo 'Despertar del sueño tecnológico' (Ed.
Akal),el periodista y escritor español Ekaitz Cancela indaga,
que estudia las transformaciones estructurales del capitalis-
mo, entre otras cuestiones, aborda las repercusiones de la era
ensayista español Enric Juliana durante los días de negocia- digital desde una óptica estructural. Según Cancela, en la ac-
ciones para la formación del nuevo Gobierno en España. Se- tualidad "se está concentrando de una manera muy grande"
gún el autor, si las conversaciones entre los partidos se hu- el poder y los recursos, "que son los datos, la información de
bieran llevado a cabo siguiendo la fórmula de la vieja econo- los ciudadanos" y el sistema se está desplazando hacia un
mía de los secretos y no a través del escaparate que ofrece el "gueto económico", que, a su juicio, está controlado por las
mundo digital,en la plaza pública de Internet, la mayoría de grandes multinacionales tecnológicas y por los países líderes
los ciudadanos no tendría la desagradable sensación de un en la experimentación como China y Estados Unidos.
enorme estrés político causado por una avalancha de mensa- Cancela considera que vivimos en un mundo digital en el
jes de marchas y contramarchas en las redes sociales. que la democracia liberal ha perecido («las redes de comuni-
En la mayoría de los países democráticos del mundo, la cación, básicas en democracia, son privadas») y nos encon-
sociedad parece sufrir de una enfermedad política autoinmu- tramos frente a una dicotomía histórica: «o se cambia o Eu-
ne. Así, se puede constatar que una parte de su ser está en ropa perderá el control tecnológico en una era dominada por
guerra contra el resto del cuerpo social. La polarización de el big data o la inteligencia artificial». Algunos países co-
la sociedad, y por ende de la política, es el factor común y el mienza a tomarse la cuestión en serio. Diputados británicos
signo de estos tiempos. Actos de gobierno, formaciones de han llamado a reforzar recientemente la regulación que se
mayorías parlamentarias, campañas electorales, definición de aplica a las redes sociales, y en particular, a Facebook, para
políticas migratorias: todo se cuenta y comenta con un tweet impedir que difundan noticias falsas, contra las que es prác-
o simplemente gracias a los hashtag, que han tenido la capa- ticamente imposible luchar de otro modo.
cidad de convocar, identificar, movilizar y activar recursos En concreto, el comité está trabajando en la creación de
múltiples y diversos para una nueva forma de compromiso un código ético obligatorio para las compañías de tecnología
político. Algunos hashtags han literalmente cambiado el cur- bajo la supervisión de un regulador independiente. Uno de
so de la historia y han sido una plataforma magnífica para los objetivos es permitir que ese regulador tenga los poderes
hacer más visibles los activismos medioambientales y socia- necesarios para tomar medidas legales contra las empresas
les; #NiUnaMenos #MeToo,#ClimateStrike e #Fridaysfor- que violan los códigos de conducta y para obligar a las redes
Future . Simples frases cortas que han demostrado insuflar sociales a suprimir contenidos en el caso de que no cumplan
una dosis de fuerza que la gran parte de la política tradicio- con unas pautas básicas.
nal había perdido. El que la mayoría de la infraestructura global de la red,
Pero es la llegada al escenario institucional de nuevos par- tanto el hardware como el software, esté en manos de gran-
tidos surgidos del activismo online y los usos de técnicas di- des empresas estadounidenses tiene diversas implicaciones
gitales hasta la política local lo que ha acabado por normali- fuera de las fronteras de Estados Unidos. Obviamente, existe
zar un estilo de comunicación que ha transformado desde una preocupación sobre la forma en la que la inteligencia ar-
los cimientos los ritos de la democracia y la liturgia de los tificial ha influido y puede influir quizás en ciertas campañas
partidos. Las redes sociales como Twitter o Instagram solo electorales.
permiten mensajes cortos. Tal brevedad privilegia posiciones Es extremadamente importante que los políticos entiendan
extremas, ya que cuanto más corto sea el mensaje, más radi- la tecnología mucho mejor de lo que la entienden ahora, de
cal debe ser para que circule mucho. un modo transversal y que comprendan sus beneficios pero
En las redes sociales no hay espacio, ni tiempo ni pacien- también sus potenciales riesgos, que sepan «escuchar» el el
cia para los grises, la ambivalencia, los matices o la posibili- inmenso volumen de información constante que ofrece el
dad de que visiones encontradas encuentren puntos en co- mundo digital y saber en qué se traduce, de tal forma que
mún. Todo es o muy blanco o muy negro. Y ante la duda, puedan adoptar medidas importantes, leyes adecuadas y no
prima el ruido., Naturalmente, esto favorece la polarización intrusivas, que respeten la privacidad y la libertad de los
política. Indudablemente, con una población digital e hiper- usuarios y que al mismo tiempo garanticen su derecho a la
conectada, la política sufre un proceso general de mediatiza- información, en suma, que guíen la tecnología por valores
ción a través de las redes sociales que la obliga a ser parte regidos por la solidaridad y el bien común. Porque lo im-
integrante de una onda anómala de información permanente portante en la era digital no es medir, obtener números, sino
y de un flujo incesante de «narración», en donde cuenta más poner en orden, interpretar y conseguir separar lo elemental
la "espectacularización" que la rigurosidad institucional. En del ruido.
número 51-52, viernes 20 de diciembre de 2019 L’OSSERVATORE ROMANO páginas 6/7

El padre Miguel Ángel Fiorito S.I.,

Maestro del diálogo

E
n la tarde del viernes 13 de di- Fiorito no hizo mucho por darse a conocer a sí su vez son maestros de otros, vuelve fecunda su
ciembre, el Santo Padre se dirigió mismo, pero como buen maestro, hizo conocer Palabra y la multiplica.
a la casa generalicia de la Com- muchos buenos autores a sus discípulos. Más Como digo en el Prólogo: “La edición de los
pañía de Jesús para la presenta- aún: nos hacía gustar lo mejor de los mejores, eli- Escritos del padre Miguel Ángel Fiorito es motivo
ción de la obra en cinco volúmenes giendo textos selectos y comentándolos en el Bo- de consolación para los que fuimos y somos sus
dedicada a los escritos del padre letín de Espiritualidad de la provincia jesuítica en discípulos y nos nutrimos de sus enseñanzas. Son
Miguel Ángel Fiorito (1916- Argentina que publicaba mensualmente. Era un escritos que harán un gran bien a toda la Iglesia”.
2005), jusuita y padre espiritual hombre siempre a la pesca de los signos de los Así lo creo.
de Jorge Mario Bergoglio, editada por el padre José tiempos, atento a lo que el Espíritu dice a la Igle-
Luis Narvaja y publicada por «La Civiltà Cattoli- sia para bien de los hombres, en la voz de una
ca». Publicamos a continuación el discurso, con inter- gran variedad de autores, actuales y clásicos, y los Un poco de historia
venciones añadidos espontáneamente, que el Papa textos que comentaba respondían a las inquietu-
pronunció en el curso de la presentación. des -no solo las del momento, sino también las Para los jesuitas argentinos, releer los textos de
más hondas- y despertaban propuestas nuevas, estos volúmenes es releer nuestra historia: inclu-
Cuando el padre Spadaro me dio los cinco vo- creativas. En este sentido, seguir dando a conocer yen setenta años de nuestra vida de familia y el
lúmenes con los Escritos del Maestro Fiorito —co- a los que él daba a conocer, le parecería valioso. orden cronológico en el que aparecen nos permite
mo familiarmente lo llamábamos los jesuitas de Fue en un encuentro con los jesuitas de Myan- evocar su contexto. No solo el inmediato y parti-
Argentina y Uruguay—, y habló de una posible mar y de Bangladesh que mencioné su nombre, cular, sino también el más amplio, el de la Iglesia
presentación de esta edición de La Civiltà Cattoli- creo que por primera vez. Uno de los jesuitas, un universal, que Fiorito, siguiendo a Hugo Rahner
ca, preparada por el padre José Luis Narvaja, me formador, me había preguntado qué modelo pro- llama “la metahistoria de una espiritualidad7”.
nació el deseo de hacerlo en persona. Así se lo ponía para un jesuita joven y me vinieron dos “Existe una metahistoria, que no se descubre a
expresé espontáneamente: “Y por qué no pensar imágenes, una de uno, no muy positiva, la otra en veces directamente en documentos, pero que se
en que la presentación la haga uno de sus discí- cambio sí y era de Fiorito. “Era un professore di basa en la identidad de una inteligencia mística, y
pulos?” “Quién puede ser”, me preguntó. “Yo”, le filosofia, preside della Facoltà, ma amava la spiri- se debe a la acción continua de un mismo Espíri-
dije. Y acá estamos! tualità. E insegnava a noi studenti la spiritualità tu Santo, invisiblemente presente en su Iglesia vi-
En su introducción, José Luis profundiza en la di sant’Ignazio. È stato lui a insegnarci la via del sible, y que es la razón última, pero trascendente,
figura del padre Fiorito como «Maestro del diálo- discernimento4”. Recuerdo que dije que deseaba de esa homogeneidad espiritual” que se da entre que en mi pontificado tiene que ver con el discer- bien del prójimo. Y entre estos carismas -hacía Maestro del diálogo
go». Me gustó ese título porque describe bien al mencionarlo allí en Myanmar, porque creía que cristianos diversos de distintas épocas. Fiorito ha- nimiento y el acompañamiento espiritual. ver Fiorito- Orígenes recalca sobre todo el caris-
Maestro con una paradoja, porque Fiorito habla- nunca se hubiera imaginado que su nombre pu- ce suya la perspectiva desde la cual un santo, a «Yo por mi parte -escribía Fiorito en 1956- con- ma que llama diakrisis, o sea, el don de discernir Comento libremente algunas cosas que me su-
ba poco, poniendo de relieve su gran capacidad diera ser citado en aquellas partes tan lejanas. quien canonicé recientemente, como John Henry fieso que hace tiempo vengo pensando en la espi- la variedad de espíritu(s)14…». Fiorito desarrolla giere el título de Maestro del diálogo. En la
de escucha —una escucha discernidora—, que es Menos que menos -imagínense- en un aconteci- Newman, contemplaba a la Iglesia: “Jamás pierde ritualidad ignaciana. Por lo menos desde que hice en el artículo lo que es y lo que requiere la pater- Compañía, el nombre de Maestro es un nombre
una de las columnas del diálogo. miento como el de hoy! la Iglesia católica lo que una vez poseyó (...) En mis primeros Ejercicios Espirituales en serio sin- nidad y la maternidad espiritual. Qué se necesita especial, lo reservamos al Maestro de Novicios y
Me remito, pues, a este estudio preliminar que Sin embargo, sí estará contento, estoy seguro, lugar de pasar de una fase de la vida a la otra, tiendo en mí un vaivén de espíritus contrarios, para serlo? se pregunta: «Tener dos carismas: el al Instructor de Tercera Probación. El padre Ge-
trata todos los aspectos del diálogo tal como lo Ella lleva consigo su juventud y su madurez en su que poco a poco se iban personalizando en dos discernimiento de espíritus o discreción y el po- neral lo había nombrado instructor de Tercera
de que sus Escritos hayan sidos editados por uno
practicaba y enseñaba el padre Fiorito: el diálogo misma vejez. No ha cambiado la Iglesia sus pose- términos de una opción personal. (…) (Venía der comunicarlo de palabra en la conversación es- probación, y lo fue por muchos años. Nunca fue
de sus discípulos. Y de que sean presentados hoy
entre maestro y discípulos en el espíritu común de siones, sino que las ha acumulado y, según la oca- pensando, dice…) «Hasta que la lectura de un li- piritual15». No basta el discernimiento, las ideas maestro de novicios pero como Provincial lo des-
por otro. El verdadero maestro en sentido evangé-
la Escuela, el diálogo con los autores y los textos, sión, extrae de su tesoro cosas nuevas o cosas vie- bro, venido a mis manos de la manera más vulgar justas y discretas hay que saberlas expresar; si no, tiné a vivir en el noviciado; era hombre de conse-
lico se alegra de que sus discípulos lleguen a ser
el diálogo con la historia y con Dios. Le tomo jas8”. y prosaica -como libro de lectura para aprender no están al servicio de los demás16». Este es el ca- jo para el maestro y un referente para los novi-
también ellos maestros y él mismo conserva siem-
dos puntos que son los que me ayudaron a estruc- En esta dinámica extraigo aquí algunas fechas y alemán- fue para mí, no digamos la revelación lu- risma de la «profecía», entendida no como el co- cios. Ser maestro, ejercer el “munus docendi”, no
pre su condición de discípulo.
turar esta presentación, extendiendo algunas de publicaciones significativas a manera de ejemplo. minosa de una posibilidad de expresión, sino la nocimiento del futuro sino como la comunicación consiste solo en transmitir el contenido de las en-
Como hace ver Narvaja, fue Fiorito quien nos
las reflexiones que hago en el Prólogo, en el pri- Conocí a Fiorito en el año 1961, al regreso de expresión acabada de aquel ideal hacía tiempo in- de una experiencia espiritual personal. señanzas del Señor, en su pureza e integridad, si-
mer volumen. transmitió ese «espíritu de escuela» en el que «‹la
propiedad intelectual tiene sentido comunitario›, mi juniorado en Chile. Era profesor de Metafísica tuido». Fiorito agrega que: «Lo que hubiera debi- La última vez que lo vi fue poco antes de su no en que estas enseñanzas, inculcadas con el
Un punto es la expresión que usa Fiorito en su en el Colegio Máximo de San José, nuestra casa do ser mi trabajo de muchos años, era la instantá- mismo Espíritu con que se reciben, “hagan discí-
pues ‹ningún discípulo se siente tan dueño de la muerte, que ocurrió el 9 de agosto del 2005. Re-
artículo sobre «La academia de Platón como Es- de formación en San Miguel, en la provincia de nea aceptación de los resultados de un trabajo pulos”, transformen a los que las escuchan en se-
herencia de su maestro, que quiera excluir de ella cuerdo que era un domingo temprano y hacía po-
cuela ideal»: «Magister dixerit» («el Maestro di- Buenos Aires. Desde entonces comencé a confiar- ajeno». guidores de Jesús, en discípulos misioneros, li-
a los demás. Al contrario, la quiere comunicar, co que había sido su cumpleaños. Estaba interna-
ría…»1). Ante una nueva dificultad, no prevista le mis cosas, a dirigirme con él. Se encontraba en Hugo Rahner hizo cuajar en el alma del maes- bres, no prosélitos, apasionados por recibir, prac-
multiplicando los poseedores felices del mismo te- do en el Hospital Alemán.
como tal en lo que «el Maestro dijo», el buen un proceso profundo que lo habría llevado a de- tro -y él luego en la de muchos otros- tres gracias: ticar y salir a anunciar las enseñanzas del único
soro espiritual. Más aún, quiere comunicar la mis- Desde hacía varios años que ya no hablaba. So-
discípulo, que se siente responsable del valor de jar de enseñar filosofía para dedicarse totalmente la del «magis ignaciano, que era la marca de la Maestro como él nos mandó: a los hombres y
la doctrina recibida, sabe ingeniárselas para de- ma comunicabilidad». Citaba aquí Fiorito la lu- lo miraba. Intensamente. Y lloraba. Con lágrimas
a escribir de espiritualidad y a dar Ejercicios. El capacidad anímica de Ignacio y el margen sin lí- mujeres de todos los pueblos.
fenderla y afirma: «el Maestro diría…»2. minosa expresión de Agustín al respecto, en su mansas que comunicaban la intensidad con que
volúmen II, en el año 1961-62, incluye un sólo ar- mites de sus aspiraciones; la del discernimiento de El verdadero maestro, en sentido evangélico,
Al releer artículos pensaba qué diría el Maestro «De doctrina Christiana (I 1): ‹Todo objeto que vivía los encuentros con cada uno. Fiorito tenía el
tículo: «El Cristocentrismo del Principio y Fun- espíritus, que le permitía al santo encauzar esa siempre es discípulo. El Señor en Lucas, hablan-
en una ocasión como esta. No tanto «qué diría» no disminuye cuando se da, mientras se tiene y don de lágrimas, que es expresión de consolación
damento de San Ignacio9. Uno solo, pero que pa- potencia, sin tanteos inútiles ni tropiezos. Y la de do de los ciegos que quieren guiar a otros ciegos,
sino «cómo» lo diría. Aquí me inspiró otra cosa no se da, no se tiene como debe ser tenido5›». espiritual17.
ra mí fue inspirador. Allí comencé a familiarizar- la charitas discreta, que así afloraba en el alma de como imagen de lo que sería un “anti-maestro”,
que destaca Narvaja y es que a Fiorito le gustaba Presentar los Escritos en este recinto de la Cu- Hablando de la mirada del Señor en la primera
me con algunos autores que me acompañan desde Ignacio como contribución personal en la lucha dice: “El discípulo no está por encima de su
considerarse un comentarista, en el sentido preci- ria General es para mí una manera de expresar el que se venía trabando entre Cristo y Satanás; y semana de Ejercicios Fiorito comentaba la impor-
entonces: Guardini, Hugo Rahner, con su libro maestro, sino que bien ejercitado, llegará a ser có-
so de la palabra: uno que «comenta co-pensando agradecimiento que tengo por todo lo que la sobre la génesis histórica de la espiritualidad de cuya línea de combate no estaba fuera del santo, tancia que les daba San Benito a las lágrimas y
mo su maestro” (Lc 6, 40).
(com-mentum); es decir, pensando junto con el Compañía de Jesús me ha dado y ha hecho por san Ignacio10, Fessard y su «Dialéctica de los sino que pasaba por el medio de su misma alma, decía que: «Las lágrimas son un signo apenas
Me gusta entender así este pasaje: no ponerse
(otro) autor3». mí. En la persona del Maestro Fiorito están in- Ejercicios». divida así en dos yo, que eran las dos únicas al- perceptible de la dulzura de Dios que casi no se
por encima del maestro no es solo no ponerse por
Lo mío quiere ser hoy, por tanto, un comenta- cluidos tantos jesuitas que fueron mis formadores, Fiorito hacía notar, en aquel entonces, «la coin- ternativas posibles para su opción fundamental12». manifiesta en lo exterior, pero que no cesa de im- encima de Jesús -nuestro único Maestro-, sino
rio: un pensar con Fiorito, con Narvaja, algunas y aquí quiero hacer una mención especial a tantos cidencia de la imagen del Señor, sobre todo en De aquí sacará Fiorito no solo el contenido sino pregnar el corazón en el recogimiento18». tampoco ponermos por encima de nuestros maes-
cosas que me hicieron mucho bien y pueden ayu- hermanos coadjutores, Maestros con el ejemplo San Pablo, tal cual la explica Guardini y la ima- el estilo de sus «comentarios», como decíamos al Me viene al corazón algo que puse en Gaudete tros humanos. Es de buen discípulo honrar a su
dar a otro. Me muevo con libertad por los textos, alegre de permanecer siendo simples servidores gen del Señor, tal cual creemos nosotros encon- comienzo. et exsultate: «La persona que ve las cosas como maestro, incluso cuando como discípulos nos toca
ya que esa es la gracia que nos regala el trabajo toda la vida. trarla en los Ejercicios de san Ignacio11». Sostenía Otra fecha: 1983. Fue el año de la Congrega- son realmente, se deja traspasar por el dolor y llo- llevar más adelante alguna enseñanza, o más bien,
realizado de editarlos todos juntos y con el apara- Al mismo tiempo es un modo también de agra- Fiorito que en el Principio y fundamento no se ción General XXXIII en la que escuchamos las ra en su corazón, es capaz de tocar las profundi- precisamente allí, ya que el progreso en el conoci-
to crítico adecuado. decer y de animar a tantos hombres y mujeres trataba solo de Cristocentrismo sino de una ver- últimas homilías del Padre Arrupe. Fiorito escri- dades de la vida y de ser auténticamente feliz. Esa miento es posible porque el buen maestro sembró
Qué se preguntaría Fiorito acerca de una edi- que, fieles al carisma del acompañamiento espiri- dadera «Cristología en germen». Y mostraba có- bió sobre la «Paternidad y discreción espiritual13». persona es consolada, pero con el consuelo de Je- la semilla haciendo hincapié, con su estilo propio,
ción como esta de sus Escritos? Quizás en primer tual, guían, sostienen y alientan a sus hermanos mo cuando Ignacio usa la expresión «Dios nues- Tomo este artículo porque allí da una definición sús y no con el del mundo» (GE 76). en que es semilla viva, que crece y se supera. Y
lugar, si valería la pena ya que él no es un autor en esta tarea que en la reciente Carta a los sacer- tro Señor», está hablando concretamente de Cris- de lo que quiere significar cuando utiliza el térmi- Tenía, además, (esto como anécdota simpática) cuando discernimos bien lo que el Espíritu dice
conocido, salvo quizás en un ámbito restringido dotes describí como el camino que conlleva “ha- to, del Verbo hecho carne, Señor no solo de la no «espiritual». He usado el término al hablar de el don del bostezo. Cuando le estabas dando aplicando el evangelio en el momento y de la ma-
de estudiosos de San Ignacio. Pero sí creo que es- cer la experiencia de saberse discípulos6”. No solo historia, sino también de nuestra vida práctica. su conversión a «la espiritualidad» y me parece cuenta de conciencia a veces el Maestro comenza- nera oportuna para salvación de alguien, somos
taría de acuerdo en que sus Escritos pueden inte- serlo -que ya es tanto- sino también saberlo (refle- Destaco también la figura de Hugo Rahner. No que retomar aquella definición ayuda puesto que ba a bostezar. Lo hacía ostensiblemente, sin ocul- “como el maestro”. El Señor aplica esta afirma-
resar a los que acompañan espiritualmente y dan xionando a menudo sobre esta gracia para sacar me resisto a transcribir algunos párrafos en que el al sentir esta palabra muchas veces en la actuali- tarlo. Y no era que se aburriera, sino que le venía ción a ese tipo de enseñanza que no consiste solo
los Ejercicios, ya que se trata de gente siempre provecho, como dice Ignacio en los Ejercicios), Maestro, que era parco para hablar y doblemente dad se la interpreta de manera reductiva. Fiorito y él decía que a veces «te sacaba el mal espíritu». en palabras sino en obras de misericordia. Fue en
deseosa de encontrar quién los pueda ayudar de porque esta conciencia de que el Señor no enseña parco para hablar de sí, cuenta su conversión a la la tomaba de Orígenes para quien: «Hombre es- Expandiendo el alma contagiosamente, como ha- su lavatorio de los pies que el Maestro dijo que
manera práctica a guiar a otros y dar los Ejerci- ni solo ni desde una cátedra lejana, sino que hace espiritualidad. Lo cuento porque marcó toda una piritual es aquel en que se juntan ‘teoría’ y ‘prác- ce el bostezo a nivel físico, tenía ese efecto a nivel
cios con más fruto. “Escuela” y enseña rodeado de discípulos que a etapa de la vida de nuestra Provincia y marca lo tica’; cuidado del prójimo y carisma espiritual en espiritual. SIGUE EN LA PÁGINA 8
página 8 L’OSSERVATORE ROMANO viernes 20 de diciembre de 2019, número 51-52

Maestro del diálogo


VIENE DE LA PÁGINA 6 mo, con los otros y con el Señor. Y En tercer lugar, este «tenerse fue- espíritus, cuando la cosa está sospe-
a “no dialogar” con la tentación, a ra» se puede describir también mos- chosamente calma; que hay que bus-
si, sabiendo estas cosas, obramos co- no dialogar con el mal espíritu, con trando cómo se logra: «mantenién- car siempre la paz en el fondo del
mo Él, seremos como Él (Cfr. Jn 13, el Maligno. dose uno mismo en paz», para que alma para poder discernir estos mo-
14-15). La ideología siempre es un monó- sea el Señor mismo el que «mueva» vimientos de espíritus sin que “el
A propósito de la misericordia: logo con una sola idea y Fiorito al otro, lo inquiete en el buen senti- agua está revuelta”…. El “No dejar-
Los escritos de Fiorito destilan mise- ayudaba a distinguir las voces del do, y también lo pacifique en el bien se achicar por las cosas grandes y
ricordia espiritual -enseñanzas para bien y del mal; de la propia voz y obrar. sin embargo dejarse contener en lo
el que no sabe, buenos consejos para eso abría la mente porque abría el Se trata de un mantenerse en paz pequeño, eso es de Dios”19, con que
el que los ha menester, corrección corazón a Dios y a los demás. activo, rechazando las propias tenta- se caracteriza a Ignacio, siempre es-
para el que yerra, consolación para En el diálogo con los demás, una ciones contra la paz para ayudar al taba presente en sus reflexiones.
el triste y ayudas para estar en pa- habilidad que tenía era la de "pes- otro a pacificar las suyas: las de la Una segunda característica: no ex-
ciencia en la desolación «sin hacer car" y hacer ver al otro la tentación culpa y el reproche por el pasado, la hortaba. Te escuchaba en silencio y
mudanza», como dice San Ignacio-, del mal espíritu en una palabra o en de la ansiedad por el futuro (los fu- luego, en vez de hablar, te daba una
gracias todas que conforman y se un gesto, de esos que se cruzan en turibles) y la de la inquietud y dis- «hojita» que sacaba de su biblioteca.
sintetizan en esa gran obra de mise- medio de un discurso muy razonable tracción en el presente. Fiorito te La biblioteca de Fiorito tenía esta
ricordia espiritual que es el discerni- o aparentemente bien intencionado. pacificaba con su no apuro por lo peculiaridad: además de la parte co-
miento. El discernimiento nos sana Fiorito te preguntaba por «esa ex- coyuntural. Primero te pacificaba mún -digamos-, con estantes y li-
de la enfermedad más triste y digna presión que habías usado» (que ge- con su silencio, con su no asustarse bros, tenía otra parte que ocupaba
de compasión: la ceguera espiritual, neralmente denotaba desprecio por por nada, con su escucha de largo toda una pared de casi seis metros
que nos impide reconocer el tiempo el otro…) y te decía: “Estás tenta- aliento, hasta que uno decía lo que por cuatro de alto, formada por pe-
de Dios, el tiempo de su visita. do!” y mostrando la evidencia, se tenía en el fondo del alma y decidía queños cajones, en cada uno de los
cuales ponía -clasificadas- sus «hoji-
tas", fichas de estudio, oración y ac-
Algunas características ción, cada una con un solo tema de
los Ejercicios o de las Constituciones
particulares del Maestro de la Compañía, por ejemplo, que él
Fiorito se levantaba a buscar, subiendo a ve-
ces peligrosamente una escalera, pa-
Una característica que sobresale ra entregar sin muchas palabras al
en Fiorito la describiría con esta ex- ejercitante en respuesta a alguna in-
presión: en el acompañamiento espi- quietud que este le había planteado
ritual, cuando le contabas tus cosas, o que él mismo había discernido al
él «se tenía fuera». Te reflejaba lo escucharlo hablar de sus cosas.
que te pasaba y luego te daba liber- Había algo allí en esos cajones,
tad, no exhortaba ni hacía juicios. cada uno con su papelito… Era co-
Te respetaba. Creía en la libertad. mo si el consejo que uno necesitaba
Al decir que «se tenía fuera» no o el remedio para algún mal del al-
me refiero a que no se interesara o ma, ya estuviera previsto desde siem-
no se conmoviera con tus cosas, sino pre... Tenía algo de farmacia esa bi-
que se mantenía fuera, en primer lu- blioteca. Y Fiorito algo de sabio far-
gar, para poder escuchar bien. Fiori- macéutico del alma. Pero era más
to era maestro del diálogo antes que que eso, porque Fiorito no era un
nada escuchando. El tenerse fuera confesor. Confesaba, ciertamente,
del problema era su modo de dar es- pero tenía otro carisma además de
pacio a la escucha, para que uno pu- este común a todo sacerdote que es
diera decir todo lo que tenía aden- ser ministro de la misericordia del
tro, sin interrupciones, sin pregun- Señor. Es ese carisma del hombre es-
tas… Te dejaba hablar. piritual del que hablaba al comien-
Escuchaba poniendo el corazón a zo, citando a Origenes: el carisma
disposición, para que el otro pudiera del discernimiento y de la profecía,
sentir, en la paz que el Maestro te- reía con franqueza y sin escandali- lo que el buen espíritu le inspiraba. en el sentido de comunicar bien las
nía, lo que inquietaba al suyo. De zarse. Encarecía la objetividad de la Entonces el Maestro te confirmaba, gracias del Señor que uno experi-
expresión que uno mismo había usa- a veces con un simple «Está bien». menta en su propia vida. Porque de
manera tal que a uno le daban ganas
do, sin juzgarte. Ignacio aconseja al que da a otro esos cajoncitos no solo salían reme-
de “ir a conferir con Fiorito”, como
Se puede decir que el maestro cui- los Ejercicios que «no se decante ni dios sino sobre todo cosas nuevas,
decíamos, de “ir a contarle”, cada
daba el diálogo comunitario cuidán- se incline a una parte ni a otra; mas cosas del Espíritu que estaban a la
vez que uno sentía lucha espiritual
dolo en su conversación personal estando en medio, como un peso,
en su interior, movimientos encon- espera de la pregunta justa, del de-
con cada uno. No era de intervenir deje inmediate obrar al Criador con
trados de espíritus con respecto a al- seo fervoroso de alguno, que allí en-
mucho en público. En las reuniones la criatura, y a la criatura con su
guna decisión que debía afrontar. contraba el tesoro de una formula-
comunitarias en que participabamá Criador y Señor» (EE 15). Aunque
Sabíamos que le apasionaba escu- ción discreta para encauzarlo y po-
bien tomaba notas, escuchando en fuera de los Ejercicios es lícito «mo-
char de estas cosas, tanto o más de ver al otro» Fiorito privilegiaba la nerlo en práctica con fruto en el fu-
lo que al común de la gente le apa- silencio. Y luego “respondía” -todos turo.
lo esperabamos- con el tema del si- actitud de no inclinarse hacia una
siona escuchar las últimas noticias. parte o a otra, para que «el mismo Una tercera característica que re-
Ir a conferir con Fiorito era una fra- guiente “Boletín de Espiritualidad” cuerdo es que el Maestro Fiorito no
o con alguna hojita de “Estudio, Criador y Señor se comunique a la
se habitual en el Máximo. La decía- persona, abrazándola en su amor y era celoso. No era un hombre celo-
mos los superiores, nos la decíamos oración y acción”. De alguna manera so: escribía y firmaba con otros, pu-
esto se sabía y se transmitía y uno alabanza y disponiéndola por la vía
a nosotros mismos y se lo recomen- que mejor podrá servirle adelante». blicaba y destacaba el pensamiento
dábamos a los que estaban en for- iba a leer en el Boletín “lo que opi- de otros, limitando el suyo muchas
Gracias a este "mantenerse fuera" era
mación. naba el Maestro” de los temas que veces a simples notas, que en reali-
referente para todos sin sombra de
El “tenerse fuera”, además de nos preocupaban o que estaban en dad, como se puede ver mejor aho-
parcialidad. Eso sí, en el momento
cuestión de escucha, era una actitud boga, leyendo “entre líneas”. oportuno, cuando el que estaba ha- ra, gracias a esta edición de sus Es-
de señorío ante los conflictos, un Eso sí, no siempre el Boletín esta- ciendo ejercicios con él lo necesitaba critos, eran de suma importancia, ya
modo de poner distancia para no ba necesariamente ligado a la coyun- -ya fuera porque estaba bloqueado que hacían ver lo esencial y lo actual
quedar envuelto en ellos, cosa que tura. Hay escritos, como el que ana- por alguna tentación o, por el con- de otro pensamiento.
sucede a menudo y hace que el que liza Narvaja a raíz del artículo de trario, porque estaba en buena dis- El ejemplo mas acabado de la fe-
tendría que escuchar y ayudar, entre Fiorito sobe la Academia de Platón, posición para hacer su elección, el cundidad de este modo de trabajar
en cambio a formar parte del proble- que tienen actualidad hoy y permi- Maestro intervenía con fuerza y de- intelectualmente en Escuela, es, a mi
ma, tomando posición o mezclando ten “leer” toda una época nuestra en cisión para decir lo suyo y luego, de juicio, la edición con notas y comen-
sus sentimientos y perdiendo objeti- esta clave de la relación entre maes- nuevo «se tenía fuera», dejando que tarios del «Memorial» de Fabro que
vidad. tro y discípulos en el espíritu de la Dios obrara con el ejercitante. Fiorito hizo junto con Jaime Ama-
En este sentido, sin pretensiones misma Escuela. En este sentido puedo decir que deo. Un verdadero clásico. Sin ras-
teóricas, sino de manera práctica, Fiorito cuidaba que hubiera buen sabía poner los acentos. Algunos los gos de ideología ni de esa erudición
Fiorito fue el gran «desideologiza- espíritu en la Provincia y en la co- grabó a fuego y los imprimió como que es solo para eruditos, sino una
dor» de la Provincia en una época munidad. Si había buen espíritu, en- un sello en la Provincia. Por ejem- obra que nos pone en contacto con
muy ideologizada. tonces no solo “dejaba andar”, sino plo: que la lucha espiritual, el movi- el alma de Fabro, con su limpidez y
Desideologizó despertando la pa- que escribía sobre algo que “invitaba miento de espíritus, es buena señal; dulzura, con su capacidad de diálo-
sión por dialogar bien, con un mis- a más”. Abría horizontes. que proponer “algo más” mueve los go con todos, fruto de su discreción
número 51-52, viernes 20 de diciembre de 2019 L’OSSERVATORE ROMANO página 9


Ser maestro, espiritual, y su maestría en dar los Ejercicios. El Maes- blando y amoroso y enemigo de apretar mucho a los
tro tenía mucho de la sensibilidad de Fabro, en tensión otros: que son cosas ecaces para ganar los ánimos y vo-
ejercer el polar con una mente más bien fría y objetiva, como in- luntades de los súbditos, que conforme a la aqueza hu-
“munus docendi”, no geniero que era. mana, comúnmente desean que se condescienda con lo
La cuarta característica que me parece necesario co- que ellos quieren, y ser llevados por amor20».
consiste solo en mentar, en este intento de hacer presentar su figura, es Ignacio tenía mucha paciencia. Y Fiorito lo imitaba.
transmitir el contenido que no hacía juicios. Solo a veces. Conmigo, dos veces, Hasta en estos relatos era capaz de ver lo bueno en Si-
que yo recuerde. Y me quedó grabado el modo. El jui- món Rodríguez. Destacaba su franqueza para con Igna-
de las enseñanzas del cio él lo hacía de esta manera: “Fíjese - te decía- que es- cio, cómo le decía las cosas de frente. Lo cierto es que a
Señor, en su pureza e to que usted dice es igual a esto que dice la Biblia, a es- la larga, esta paciencia dió sus frutos, porque de hecho
ta tentación que está en la Biblia. Y después dejaba que las «rebeldías» de Simón Rodríguez quedaron como
integridad, sino en anécdotas, no se consolidaron ni tomaron cuerpo más
uno lo rezara y sacara sus conclusiones.
que estas enseñanzas, Destaco aquí que Fiorito tenía un olfato especial para allá de él, y nos valieron cartas como la de San Ignacio
inculcadas con el «oler» el mal espíritu; sabía detectar su acción, recono- a los de Coimbra. Esta gran paciencia es la virtud fun-
cer sus tics, desenmascararlo por sus malos frutos, por damental del verdadero Maestro, que apuesta a la ac-
mismo Espíritu con el regusto de mal sabor y el rastro de desolación que ción del Espíritu Santo en el tiempo y no a la propia.
que se reciben, “hagan deja a su paso. En este sentido, se puede decir que fue
hombre de combate contra un solo enemigo: el mal es-
discípulos”, píritu, Satanás, el demonio, el tentador, el acusador, el Conclusión
transformen a los que enemigo de nuestra naturaleza humana. Entre la bande-
las escuchan en ra de Cristo y la de Satanás, hizo su opción personal Como jesuita, al Maestro Miguel Ángel Fiorito le ca-
por nuestro Señor. En todo lo demás buscó discernir be la imagen del Salmo 1, la del árbol plantado al borde
seguidores de Jesús, en «el tanto… cuanto» y con cada persona fue padre ama- de la acequia, que da fruto en su sazón. Como este ár-
discípulos misioneros, ble, maestro paciente y adversario firme -cuando se dio bol de la Escritura, Fiorito supo dejarse contener en el
el caso-, pero siempre respetuoso y leal. Nunca enemi- mínimo espacio de su pieza del el Colegio Máximo de
libres, no prosélitos, go. San José, en San Miguel , Argentina, y allí echó raíces y
apasionados por Por último, algo muy notable en él. Con los "cabeza dio frutos, como bien lo expresa su nombre, en los cora-
dura", tenía mucha paciencia. Ante estos casos, que im- zones de los que somos discípulos de la Escuela de los
recibir, practicar y pacientaban a otros, solía recordar que Ignacio había si- Ejercicios. Espero que ahora, gracias a esta bella edición
salir a anunciar las do muy paciente con Simón Rodríguez. Si uno era tes- de sus Escritos, que tienen la altura de un sueño gran-
enseñanzas del único tarudo e insistía con lo propio te dejaba hacer tu proce- de, echará raíces y dará flores y frutos en la vida de tan-
so, te daba tiempo. Era un Maestro en esto de no apu- tas personas que se nutren de la misma gracia que él re-
Maestro como él nos rar los tiempos, de esperar a que el otro se diera cuenta cibió y supo comunicar discretamente dando y comen-
mandó solo de las cosas. Respetaba los procesos. tando los Ejercicios Espirituales.


Y ya que mencioné a Simón Rodríguez, puede venir Notas
A propósito bien recordar el caso. Simón Rodriguez siempre fue 1 M. A .
«desasosegado». No hizo el mes entero en soledad co- Fiorito, Escritos I (1952-1959), Roma, La Civiltà
de la misericordia: mo los otros, tardó en hacer la profesión. Estaba desti- Cattolica, 2019, 188. (Citaré Escritos, nº de Volúmen y
nado a ir a la India pero al final se quedó en Portugal, nº de página).
Los escritos de Fiorito 2 Cfr. J. L. Narvaja, Introducción, Escritos I, 16.
donde hizo todo lo posible por quedarse para siempre a
destilan misericordia pesar de que Ignacio, para bien suyo y de los jesuitas
3 Ibíd., 20-22.
4 Cfr. Francesco, «Esser nei crocevia della storia»,
espiritual -enseñanzas de allá, lo quería trasladar. Fiorito cuenta que Ribade-
neyra, en un manuscrito inédito titulado Tratado de las Conversazioni con i gesuiti del Myanmar e del Bangladesh,
para el que no sabe, persecuciones que ha sufrido la Compañía de Jesús, La Civiltà Cattolica, 2017 IV, 525.
5 Escritos I, 18.
buenos consejos para el considera que »una de las más terribles y más peligrosas
tormentas que ha padecido la Compañía, después que 6 Francisco, Carta a los sacerdotes en el 160 aniversario
que los ha menester, se fundó, viviendo aún nuestro Bienaventurado Padre de la muerte del cura de Ars, 4 de agosto de 2019.
corrección para el que Ignacio, fue una movida, no de los enemigos, sino de 7 Escritos I, cit., 165-170.
los propios hijos de ella, no de los vientos de fuera, sino 8 J. H. Newman santo, La mission de saint Benoit, Pa-
yerra, consolación para de la turbación intrínseca del mismo mar, que fue de es- ris, 1909, 10.
el triste y ayudas para ta manera (...) Navegando, pues, la Compañía con tan 9 Escritos II, 27-51.
prósperos vientos, el enemigo de todo bien la desasose- 10 Escritos I, 164.
estar en paciencia en gó, tentando al mismo P. Simón y desvaneciéndole con 11 Escritos I, 51 nota 88.
la desolación «sin aquel fruto que Dios había obrado por él, y haciendo 12 Escritos I, 163-164.
que quisiese para sí lo que era de su Bienaventurado. 13 Escritos V, 176-189.
hacer mudanza», Padre Ignacio y de toda la Compañía, comenzó a mirar 14 Escritos V, 177.
como dice San las cosas de Portugal, no como una obra de este cuerpo, 15 Escritos V, 179.
sino hechura y obra suya y quererla él gobernar sin la 16 Escritos V, 181.
Ignacio-, gracias todas obediencia y dependencia de su cabeza, pareciéndole 17 «Llamo consolación cuando viene a inflamarse en
que conforman y se que él (tenía) en los Reyes de Portugal tanto favor que
él podría fácilmente hacerlo sin otros recursos a Roma; amor de su Creador y Señor. Asimismo cuando lanza lá-
sintetizan en esa gran y como casi todos los religiosos de tal Compañía que vi- grimas que la mueven a amor de su Señor» (EE 316).
18 M. A . Fiorito, Buscar y hallar la voluntad de Dios,
obra de misericordia vían en aquel Reino eran hijos y súbditos suyos y él los
había recibido y criado, no conocían otro Padre ni Su- Bs. As., Paulinas, 2000, 209.
espiritual que es el perior, sino al Mtro. Simón, y le amaban y respetaban 19 «Non coerceri a maximo, contineri tamen a mini-

discernimiento como si él fuera el principal fundador de la Compañía; mum, divinum est».


para lo cual ayudaba también el ser él de su condición 20 Escritos V, 157 nota 85
página 10 L’OSSERVATORE ROMANO viernes 20 de diciembre de 2019, número 51-52

Amazonía: nuevos caminos para la Iglesia


y para una ecología integral
la histórica de la Iglesia en la Amazonía, la antropología cultural
amazónica, etc. Los centros de formación a la vida presbiteral y
consagrada deben insertarse, preferencialmente, en la realidad ama-
zónica, en vista a favorecer el contacto del joven amazónico en for-
Documento final del Sínodo de la Amazonía

mación con su realidad, mientras se prepara para su futura misión,


garantizando así que el proceso de formación no se distancie del
contenido vital de las personas y su cultura, como también ofre-
ciendo a otros jóvenes no amazónicos la oportunidad de hacer par-
te de su formación en la Amazonía, fomentando así las vocaciones
misioneras.

f. La Eucaristía fuente y culmen de comunión sinodal


109. Según el Concilio Vaticano II, la participación en la Euca-
ristía es la fuente y el culmen de toda vida cristiana; es símbolo de
esa unidad del Cuerpo Místico; es el centro y la culminación de to-
da la vida de la comunidad cristiana. La Eucaristía contiene todo
el bien espiritual de la Iglesia; es la fuente y la culminación de to-

Publicamos, a continuación, la última entrega del


Documento final de la Asamblea especial del Sínodo de los
obispos para la Amazonía, que se celebró del 6 al 27 de
octubre en el Vaticano, sobre el tema: «Amazonía: nuevos
caminos para la Iglesia y para la ecología integral». El
documento recoge las propuestas de los participantes en las
reuniones aprobadas una a una por los padres sinodales

da evangelización. Hagamos eco de la frase de San Juan Pablo II:


«La Iglesia vive de la Eucaristía» (Ecclesia de Eucharistia, 1). La
Instrucción de la Congregación para el Culto Divino Redemptoris
sacramentum (2004) insiste en que los fieles disfruten del derecho
a tener la celebración eucarística tal como se establece en los libros
y normas litúrgicas. Pero parece extraño hablar del derecho a cele-
106. El programa de estudios (currículum) para la formación del brar una Eucaristía según lo prescrito, por no hablar del derecho
diaconado permanente, además de las asignaturas obligatorias, de- más fundamental de acceso a la Eucaristía para todos: «En la Eu-
be incluir temas que favorezcan el diálogo ecuménico, interreligio- caristía la plenitud ya se ha realizado, y es el centro vital del uni-
so e intercultural, la historia de la Iglesia en la Amazonía, el afecto verso, el centro lleno de amor y vida inagotable. Unido al Hijo en-
y la sexualidad, la cosmovisión indígena, la ecología integral y carnado, presente en la Eucaristía, todo el cosmos da gracias a
otros temas transversales que son típicos del ministerio diaconal. El Dios. En efecto, la Eucaristía es en sí misma un acto de amor cós-
equipo de formadores estará conformado por ministros ordenados mico» (LS 236).
y laicos competentes que estén en línea con el directorio de diaco- 110. Existe un derecho de la comunidad a la celebración, que de-
nado permanente aprobado en cada país. Queremos alentar, apoyar riva de la esencia de la Eucaristía y de su lugar en la economía de
y acompañar personalmente, el proceso vocacional y la formación la salvación. La vida sacramental es la integración de las diversas
de futuros diáconos permanentes en las comunidades ribereñas e dimensiones de la vida humana en el Misterio Pascual, que nos
indígenas, con la participación de párrocos, religiosos y religiosas. fortalece. Por eso las comunidades vivas claman verdaderamente
Finalmente, que haya un programa de seguimiento para la forma- por la celebración de la Eucaristía. Ella es, sin duda, punto de lle-
ción continua (espiritualidad, formación teológica, asuntos pastora- gada (culmen y consumación) de la comunidad; pero es, a la vez,
les, actualizaciones de documentos de la iglesia, etc.), bajo la guía punto de partida: de encuentro, de reconciliación, de aprendizaje y
del obispo. catequesis, de crecimiento comunitario.
111. Muchas de las comunidades eclesiales del territorio amazóni-
e. Itinerarios de formación inculturada co tienen enormes dificultades para acceder a la Eucaristía. En oca-
107. “Yo les daré pastores según mi corazón” (Jer 3,15). Esta pro- siones pasan no sólo meses sino, incluso, varios años antes de que
mesa, siendo divina, es válida para todos los tiempos y contextos; un sacerdote pueda regresar a una comunidad para celebrar la Eu-
por lo tanto, también es válida para la Amazonía. Destinada a con- caristía, ofrecer el sacramento de la reconciliación o ungir a los en-
figurar al presbítero a Cristo, la formación para el ministerio orde- fermos de la comunidad. Apreciamos el celibato como un don de
Dios (Sacerdotalis Caelibatus, 1) en la medida que este don permi-
nado debe ser una escuela comunitaria de fraternidad, experiencial,
te al discípulo misionero, ordenado al presbiterado, dedicarse ple-
espiritual, pastoral y doctrinal, en contacto con la realidad de las
namente al servicio del Pueblo Santo de Dios. Estimula la caridad
personas, en armonía con la cultura local y la religiosidad, cerca de
pastoral y rezamos para que haya muchas vocaciones que vivan el
los pobres. Necesitamos preparar buenos pastores que vivan la
sacerdocio célibe. Sabemos que esta disciplina “no es exigida por
Buena Noticia del Reino, conozcan las leyes canónicas, sean com-
la naturaleza misma del sacerdocio… aunque tiene muchas razones
pasivos, tan parecidos a Jesús como sea posible, cuya práctica sea
de conveniencia con el mismo” (PO 16). En su encíclica sobre el
hacer la voluntad del Padre, alimentados por la Eucaristía y la Sa- celibato sacerdotal san Pablo VI mantuvo esta ley y expuso motiva-
grada Escritura. Es decir, una formación más bíblica en el sentido ciones teológicas, espirituales y pastorales que la sustentan. En
de una asimilación a Jesús como se muestra en los Evangelios: cer- 1992, la exhortación postsinodal de san Juan Pablo II sobre la for-
ca de las personas, capaz de escuchar, sanar, consolar, paciente- mación sacerdotal confirmó esta tradición en la Iglesia latina (PDV
mente, no buscando solicitar sino manifestar la ternura del corazón 29). Considerando que la legítima diversidad no daña la comunión
de su Padre. y la unidad de la Iglesia, sino que la manifiesta y sirve (LG 13; OE
108. En vista a ofrecer a los futuros presbíteros de las iglesias en 6) lo que da testimonio de la pluralidad de ritos y disciplinas exis-
la Amazonía una formación con rostro amazónico, inserta y adap- tentes, proponemos establecer criterios y disposiciones de parte de
tada en la realidad, contextualizada y capaz de responder a los nu- la autoridad competente, en el marco de la Lumen Gentium 26, de
merosos desafíos pastorales y misioneros, proponemos un plan de ordenar sacerdotes a hombres idóneos y reconocidos de la comuni-
formación en línea con los desafíos de las iglesias locales y la reali- dad, que tengan un diaconado permanente fecundo y reciban una
dad de la Amazonía. Ha de incluir en los contenidos académicos formación adecuada para el presbiterado, pudiendo tener familia
disciplinas que aborden la ecología integral, la eco teología, la teo- legítimamente constituída y estable, para sostener la vida de la co-
logía de la creación, las teologías indias, la espiritualidad ecológica, munidad cristiana mediante la predicación de la Palabra y la cele-
número 51-52, viernes 20 de diciembre de 2019 L’OSSERVATORE ROMANO página 11

de los pueblos indígenas, elaborando material


didáctico inculturado y realizando actividades
de extensión en diferentes países y regiones.
Pedimos a las universidades católicas de Amé-
rica Latina que ayuden a la creación de la
Universidad Católica Amazónica y acompa-
ñen su desarrollo.

c. Organismo Eclesial Regional Postsinodal


para la región amazónica
115. Proponemos crear un organismo epis-
copal que promueva la sinodalidad entre las
iglesias de la región, que ayude a delinear el
rostro amazónico de esta Iglesia y que conti-
núe la tarea de encontrar nuevos caminos pa-
ra la misión evangelizadora, en especial incor-
porando la propuesta de la ecología integral,
afianzando así la fisonomía de la Iglesia ama-
zónica. Se trataría de un organismo episcopal
permanente y representativo que promueva la
sinodalidad en la región amazónica, articula-
do con el CELAM, con su estructura propia,
en una organización simple y también articu-
bración de los Sacramentos en las zonas más remotas de la región lado con la REPAM. De esta manera puede ser el cauce eficaz para
amazónica. A este respecto, algunos se pronunciaron por un abordaje asumir, desde el territorio de la Iglesia latinoamericana y caribeña,
universal del tema. muchos de las propuestas surgidas en este Sínodo. Sería el nexo que
articule redes e iniciativas eclesiales y socio - ambientales a nivel con-
tinental e internacional.
Nuevos caminos para la sinodalidad eclesial
d. Rito para los pueblos originarios
a. Estructuras sinodales regionales en la Iglesia amazónica 116. El Concilio Vaticano II abrió espacios para el pluralismo litúr-
112. La mayoría de las Diócesis, Prelaturas y Vicariatos de la Ama- gico “para variaciones y adaptaciones legítimas para los diversos gru-
zonía tienen extensos territorios, pocos ministros ordenados y escasez pos y pueblos” (SC 38). En este sentido, la liturgia debe responder a
de recursos financieros, pasando por dificultades para sostener la mi- la cultura para que sea fuente y culmen de la vida cristiana (cf. SC
sión. El “costo amazónico” repercute seriamente sobre la evangeliza- 10) y para que se sienta ligada a los sufrimientos y a las alegrías del
ción. Ante esta realidad es necesario replantearse la forma de organi- pueblo. Debemos dar una respuesta auténticamente católica a la peti-
zar las iglesias locales, repensar las estructuras de comunión en los ni- ción de las comunidades amazónicas de adaptar la liturgia valorando
veles provinciales, regionales, nacionales y, también, desde la Panama- la cosmovisión, las tradiciones, los símbolos y los ritos originarios que
zonía. Por ello, es necesario articular espacios sinodales y generar re- incluyan dimensiones trascendentes, comunitarias y ecológicas.
des de apoyo solidario. Urge superar las fronteras que la geografía 117. En la Iglesia Católica hay 23 Ritos diferentes, signo claro de
impone y trazar puentes que unan. El documento de Aparecida ya in- una tradición que desde los primeros siglos ha intentado inculturar
sistía que las Iglesias locales generen formas de asociación interdioce- los contenidos de la fe y su celebración a través de un lenguaje lo más
sana en cada nación o entre países de una región y que alimente una coherente posible con el misterio que se quiere expresar. Todas estas
mayor cooperación entre las iglesias hermanas (cf. DAp 182). En mi- tradiciones tienen su origen en función de la misión de la Iglesia: "Las
ras a una Iglesia presente, solidaria y samaritana proponemos: redi- Iglesias de un mismo ámbito geográfico y cultural han venido a cele-
mensionar las extensas áreas geográficas de las diócesis, vicariatos y brar el misterio de Cristo con expresiones particulares, caracterizadas
“prelazias”; crear un fondo Amazónico para el sostenimiento de la culturalmente: en la tradición del "depósito de la fe", en el simbolismo
evangelización; sensibilizar y estimular a las agencias internacionales litúrgico, en la organización de la comunión fraterna, en la compren-
de cooperación católica para que apoyen más allá de los proyectos so- sión teológica de los misterios y en las diversas formas de santidad"
ciales a las actividades de evangelización. (CIC 1202; cf. también CIC 1200-1206).
113. En el 2015, al conmemorar el 50º aniversario de la Institución 118. Es necesario que la Iglesia, en su incansable labor evangeliza-
del Sínodo de los Obispos por parte de san Pablo VI, el Papa Fran- dora, trabaje para que el proceso de inculturación de la fe, se exprese
cisco invitó a renovar la comunión sinodal en los distintos niveles de en las formas más coherentes, a fin de que también pueda celebrarse y
la vida de la Iglesia: local, regional y universal. La Iglesia está desa- vivirse según las lenguas propias de los pueblos amazónicos. Urge
rrollando una renovada comprensión de la sinodalidad a escala regio- formar comités de traducciones y redacción de textos bíblicos y litúr-
nal. Apoyada en la tradición, la Comisión Teológica Internacional ex- gicos en las lenguas propias de los diferentes lugares, con los recursos
presa: “El nivel regional en el ejercicio de la sinodalidad es el que se necesarios, preservando la materia de los sacramentos y adaptándolos
da en reagrupaciones de Iglesias particulares presentes en una misma a la forma, sin perder de vista lo que sea esencial. En este sentido es
región: una provincia -como sucedía sobre todo en los primeros siglos preciso fomentar la música y el canto, todo lo cual es aceptado y fo-
de la Iglesia- o un país, un continente o parte de él” (Documento “La mentado por la liturgia.
sinodalidad en la vida y en la misión de la Iglesia”, Vaticano, 2018, 119. El nuevo organismo de la Iglesia en la Amazonía debe consti-
85). El ejercicio de la sinodalidad en este nivel refuerza los vínculos tuir una comisión competente para estudiar y dialogar, según usos y
espirituales e institucionales, favorece el intercambio de dones y ayuda costumbres de los pueblos ancestrales, la elaboración de un rito ama-
a proyectar criterios pastorales comunes. La labor conjunta en la pas- zónico, que exprese el patrimonio litúrgico, teológico, disciplinario y
toral social de las diócesis situadas en las fronteras de los países debe espiritual amazónico, con especial referencia a lo que la Lumen Gen-
ser fortalecida para afrontar problemas comunes que superan lo local, tium afirma para las Iglesias orientales (cf. LG 23). Esto se sumaría a
como la explotación de las personas y del territorio, el narcotráfico, la los ritos ya presentes en la Iglesia, enriqueciendo la obra de evangeli-
corrupción, el tráfico de personas, etc. El problema migratorio necesi- zación, la capacidad de expresar la fe en una cultura propia y el senti-
ta ser afrontado de forma coordinada por las iglesias de las fronteras. do de descentralización y de colegialidad que puede expresar la cato-
licidad de la Iglesia.También podría estudiar y proponer cómo enri-
b. Universidades y nuevas estructuras sinodales amazónicas quecer ritos eclesiales con el modo en que estos pueblos cuidan su te-
rritorio y se relacionan con sus aguas.
114. Proponemos que sea establecida una Universidad Católica
Amazónica basada en la investigación interdisciplinaria (incluyendo CONCLUSIÓN
estudios de campo), en la inculturación y en el diálogo intercultural; 120. Concluimos bajo el amparo de María, Madre de la Amazonía,
que la teología inculturada incluya la formación conjunta para minis- venerada con diversas advocaciones en toda la región. Con su interce-
terios laicales y formación de sacerdotes, basada principalmente en la sión, pedimos que este Sínodo sea una expresión concreta de la sino-
Sagrada Escritura. Las actividades de investigación, educación y ex- dalidad, para que la vida plena que Jesús vino a traer al mundo (cf.
tensión deben incluir programas de estudio ambientales (conocimien- Jn 10, 10) llegue a todos, especialmente a los pobres, y contribuya al
to teórico ambientado con la sabiduría de los pueblos que viven en la cuidado de la “casa común”. Que María, Madre de la Amazonía,
región amazónica) y estudios étnicos (descripción de los diferentes acompañe nuestro caminar; a San José, custodio fiel de María y de su
idiomas, etc.). La formación de docentes, la enseñanza y la produc- hijo Jesús, le consagramos nuestra presencia eclesial en la Amazonía,
ción de material didáctico debe respetar las costumbres y tradiciones Iglesia con rostro amazónico y en salida misionera.

Amazonía: nuevos caminos para la Iglesia y para una ecología integral


página 12 L’OSSERVATORE ROMANO viernes 20 de diciembre de 2019, número 51-52

El Papa recuerda su visita a Asia en la catequesis

Para proteger la vida hay que amarla


En un mundo donde «se fabrican muchas armas y ción a la contemplación. El belén nos recuerda la una enseñanza sobre el sentido mismo de la vida.
vemos imágenes violentas en el mundo, que entran en importancia de parar. Porque sólo cuando sabe- Vemos escenas cotidianas: pastores con ovejas,
los ojos y el corazón». Lo recordó el Papa Francisco mos recogernos podemos aceptar lo que cuenta herreros que golpean el hierro, molineros que ha-
en la catequesis natalicia que tuvo lugar en el Aula en la vida. Sólo si dejamos el ruido del mundo cen pan; a veces se insertan paisajes y situaciones
Pablo VI durante la audiencia general del miércoles fuera de nuestras casas nos abrimos a escuchar a de nuestros territorios. Es correcto, porque el be-
18 de diciembre, la última de este año 2019. Dios, que habla en silencio. El belén es actual, es lén nos recuerda que Jesús entra en nuestra vida
la actualidad de cada familia. Ayer me dieron una concreta. Y esto es importante. Haced un peque-
Queridos hermanos y hermanas, ¡buenos días! foto de un belén especial, uno pequeño, llamado: ño belén en casa, siempre, porque es el recuerdo
n una semana será Navidad. En estos “Dejemos descansar a mamá”. Allí estaba la Vir- de que Dios vino a nosotros, nació de nosotros,

E días, mientras corremos a preparar la fie-


sta, podemos preguntarnos: “¿Cómo me
preparo para el nacimiento de Jesús?
Una manera sencilla pero eficaz de prepararse es
poner un belén. Este año yo también seguí este
gen y José durmiendo con el Niño, que lo mecía
para que se durmiera. Cuántos de ustedes tienen
que pasar la noche entre marido y mujer por el
niño o niña que llora, llora, llora, llora. “Deja que
mamá descanse” es la ternura de una familia, de
nos acompaña en la vida, es hombre como noso-
tros, se hizo hombre como nosotros. En la vida
diaria ya no estamos solos, Él vive con nosotros.
No cambia mágicamente las cosas, pero si lo
aceptamos, todo puede cambiar. Espero entonces
camino: fui a Greccio, donde San Francisco hizo un matrimonio. que poner un belén sea una oportunidad para in-
el primer belén, con la gente del lugar. Y escribí El belén es hoy más relevante que nunca, mien- vitar a Jesús a la vida. Cuando ponemos un belén
una carta para recordar el significado de esta tra- tras que cada día se fabrican muchas armas y ve- en casa, es como abrir la puerta y decir: “Jesús,
dición, sobre el significado del belén en la época mos imágenes violentas en el mundo, que entran entra”, es hacer concreta esta cercanía, esta invita-
de Navidad. En efecto, el pesebre «es como un en los ojos y el corazón. El belén, por otro lado, ción a Jesús a entrar en nuestras vidas. Porque si
Evangelio vivo» (Carta apostólica Admirabile si- es una imagen artesanal de la paz. Por eso es un Él mora en nuestras vidas, la vida renace. Y si la
gnum, 1). Lleva el Evangelio a los lugares donde Evangelio vivo. Queridos hermanos y hermanas, vida renace, realmente es Navidad. ¡Feliz Navidad
uno vive: a los hogares, a las escuelas, a los luga- desde el belén podemos finalmente comprender a todos!
res de trabajo y de reunión, a los hospitales y a
las residencias de ancianos, a las cárceles y a las
plazas. Y allí donde vivimos nos recuerda algo
esencial: que Dios no permaneció invisible en el
cielo, sino que vino a la Tierra, se hizo hombre,
un niño. Poner un belén es celebrar la cercanía de
Dios. Dios siempre ha estado cerca de su pueblo,
pero cuando se encarnó y nació, estaba muy cer-
ca, muy cerca. Poner un belén es celebrar la cer-
canía de Dios, es redescubrir que Dios es real,
concreto, vivo y palpitante. Dios no es un señor
lejano ni un juez distante, sino que es un Amor
humilde, que vino a nosotros. El Niño en el pese-
bre nos transmite su ternura. Algunas estatuas re-
presentan al “Niñito” con los brazos abiertos, pa-
ra decirnos que Dios vino a abrazar nuestra hu-
manidad. Así que es bueno estar frente al pesebre
y allí confiar nuestras vidas al Señor, hablarle de
las personas y situaciones que nos importan, ha-
cer un balance del año que está llegando a su fin
con Él, compartir nuestras expectativas y preocu-
paciones.
Junto a Jesús vemos a Nuestra Señora y a San
José. Podemos imaginar los pensamientos y senti-
mientos que tuvieron cuando el Niño nació en la
LAS CREDENCIALES DEL EMBAJADOR DE MÉXICO
pobreza: alegría, pero también consternación. Y
En la mañana del viernes 13 de diciembre el Papa Francisco recibió en audiencia a Sr.
también podemos invitar a la Sagrada Familia a
Alberto Medardo Barranco Chavarría, nuevo embajador de México, con ocasión de la
nuestra casa, donde hay alegrías y preocupacio- presentación de las cartas con las que es acreditado ante la Santa Sede. Nació en la
nes, donde cada día nos levantamos, tomamos co- Ciudad de México el 5 de septiembre 1949. Es casado y tiene cuatro hijos. Diplomado
mida y dormimos cerca de nuestros seres queri- en la Escuela de Periodismo Carlos Septién García. Ha cubierto los siguientes cargos:
dos. El belén es un Evangelio doméstico. La pala- Profesor en la Escuela de Periodismo Carlos Septién García (1976 -1996); Profesor en
bra pesebre significa literalmente “comedero”, la Universidad Autónoma de México (1983 – 1989); Director del semanal católico
mientras que la ciudad del Nacimiento, Belén, si- Señal (1985 – 1986); Director técnico del Programa Cultural de las Fronteras –
gnifica “casa del pan”. El belén que ponemos en Secretaría de Educación Pública (1987 – 1989); Conductor y comentarista de
casa, donde compartimos comida y afecto, nos re- radioprogramas de corte político, económico y cultural. Periodista de cotidiano impreso
cuerda que Jesús es el alimento, el pan de vida en varias disciplinas, desde la política, a la economía y a la cultura. Fundador del
(cf. Juan 6, 34). Es Él quien alimenta nuestro periódico La Jornada (1993), El Norte de Monterrey (1991 – 2004), El Financiero
amor, es Él quien da a nuestras familias la fuerza (1993) y Reforma (1993 - 2004). Editorialista y coconductor de programa. Es, además,
para seguir adelante y perdonarnos. autor de 12 libros de crónicas de la Ciudad de México.
El belén nos ofrece otra enseñanza de la vida.
En nuestro tiempo, a veces agitado, es una invita-

También podría gustarte