Está en la página 1de 5

Juan 5:39

Escudriñad las Escrituras; porque a vosotros os parece que en ellas tenéis la vida eterna; y ellas son las
que dan testimonio de mí

Introducción

El cristianismo de la actualidad, es un cristianismo basado en lo que otros dicen, es decir lo que el pastor
dice es la doctrina en la iglesia. Mucho cristiano, tiene el fundamento de su doctrina en comentarios
bíblicos o en opiniones de eruditos bíblicos. Tienen su fundamento doctrinal en todo menos en la Biblia,
incluso por más exagerado que parezca, muchas iglesias ni doctrina tienen; puesto que la han
reemplazado totalmente con la música mundana o carnal. Muy poco cristiano realmente está leyendo y
estudiando su biblia.

Por esa razón muchas doctrinas herradas y herejes se han metido en la iglesia. El Señor Jesucristo dijo en
Mateo 7:15: Guardaos de los falsos profetas, que vienen a vosotros con VESTIDOS DE OVEJAS, pero por
dentro son lobos rapaces. Hay muchas personas que enseñan mentiras que destruyen la doctrina bíblica.
Esto lo hacen encubiertamente. Es decir, la mentira no se muestra como mentira sino como una verdad,
2 Pedro 2:1 dice: Pero hubo también falsos profetas entre el pueblo, como habrá entre vosotros falsos
maestros, que introducirán ENCUBIERTAMENTE herejías destructoras, y aun negarán al Señor que los
rescató, atrayendo sobre sí mismos destrucción repentina.

La Biblia aclara que hay falsos maestros que introducen encubiertamente herejías, y estas son
destructoras. ¿Cuántas herejías se han introducido y aun se enseñan como verdad? Y el mayor problema
de esto es que los cristianos de hoy no reconocen la falsedad de una doctrina; porque ellos no leen su
Biblia. Y sigue diciendo la Escritura:

2 Pedro 3:15-16:

15 Y tened entendido que la paciencia de nuestro Señor es para salvación; como también nuestro amado
hermano Pablo, según la sabiduría que le ha sido dada, os ha escrito,
16 casi en todas sus epístolas, hablando en ellas de estas cosas; entre las cuales HAY ALGUNAS DIFÍCILES
DE ENTENDER, las cuales los indoctos e inconstantes TUERCEN, como también las otras Escrituras, para
su propia perdición.

Estos falsos maestros encuentran doctrinas que son difíciles de entender y las tuercen. Hermano y
hermana, debe cuidarse de estos falsos maestros. Por esa razón debemos obedecer al mandato de
nuestro Señor Jesucristo: Escudriñad las Escrituras; porque a vosotros os parece que en ellas tenéis la
vida eterna; y ellas son las que dan testimonio de mí. Y precisamente de eso se trata el mensaje que a
continuación presento: sobre la importancia de Escudriñar las escrituras.

El Señor Jesucristo enseñó que debemos escudriñar las Escrituras. Pero ¿qué significa escudriñad?
Significa investigar diligentemente o a profundidad algo. No leer superficialmente sino entendiendo lo
que se lee. Nuestro Señor dijo esto, precisamente en un punto de la historia de su pueblo, en el cual
ellos no escudriñaban las escrituras, y aunque las leían permanecía un velo que no les permitía
comprenderla. 2 Corintios 3:14 dice: Pero el entendimiento de ellos se embotó; porque hasta el día de
hoy, cuando leen el antiguo pacto, les queda el mismo velo no descubierto, el cual por Cristo es quitado.
Era necesario que ellos escudriñasen las escrituras porque Cristo el Señor sabía que por su ignorancia de
la Palabra de Dios en el pasado había sido destruido el pueblo de Israel. Oseas 4:6 dice: Mi pueblo fue
destruido, porque le faltó conocimiento. Por cuanto desechaste el conocimiento, yo te echaré del
sacerdocio; y porque olvidaste la ley de tu Dios, también yo me olvidaré de tus hijos.

El pueblo fue destruido, echado del sacerdocio y todo porque les faltó conocimiento y olvidaron por lo
mismo la ley de Dios. El Señor Jesucristo, conociendo esto da dos razones fundamentales del por qué
escudriñad las Escrituras:

Porque en ellas encontramos la vida Eterna.

Juan 5:39 dice: Escudriñad las Escrituras; porque a vosotros os parece que en ellas tenéis la vida eterna.
La Biblia es el único medio por el que alcanzamos vida eterna. Muchas personas enseñan que para
alcanzar la salvación se deben pasar por ritos eclesiásticos que no son más que ritos paganos. Otros
enseñan que se debe perseverar en la salvación, enseñando que el sacrificio de Jesús el Señor es el único
y perfecto para poder ser perdonados del pecado. Juan 14:6 dice: Jesús le dijo: Yo soy el camino, y la
verdad, y la vida; nadie viene al Padre, sino por mí. El Señor Jesús, es el único medio que tenemos para la
salvación

Hebreos 9:7-9 dice:

7 Y Cristo, en los días de su carne, ofreciendo ruegos y súplicas con gran clamor y lágrimas al que le
podía librar de la muerte, fue oído a causa de su temor reverente.

8 Y aunque era Hijo, por lo que padeció aprendió la obediencia;

9 y habiendo sido perfeccionado, VINO A SER AUTOR DE ETERNA SALVACIÓN para todos los que le
obedecen

La Escritura enseña que él es el autor de la salvación, y el único sacrificio perfecto, Hebreos 10:14:
porque con una sola ofrenda hizo PERFECTOs para siempre a los santificados; por esta razón no es
necesario hacer obras para ser salvo, porque en Cristo Jesús somos justificados y santificados, si tan solo
creemos en Dios. Las obras las hacemos porque somos salvos.

Efesios 2:8-9:

8 Porque por GRACIA sois salvos por medio de la fe; y esto no de vosotros, pues es don de Dios;

9 NO POR OBRAS, para que nadie se gloríe

La salvación no es por nuestras obras sino por el regalo (gracia) de Dios. Y como resultado de ser salvos
dice Efesios 2:10: Porque somos hechura suya, creados en Cristo Jesús para buenas obras...

2 Timoteo 3:15: y que desde la niñez has sabido las Sagradas Escrituras, las cuales te pueden hacer sabio
para la salvación por la fe que es en Cristo Jesús.

Así que la fe es por el oír, y el oír, por la palabra de Dios. (Romanos 10:17).

Porque ellas dan testimonio de nuestro salvador. Las escrituras dan testimonio de que Cristo es el único
Dios y salvador y enseñan sobre eso para que no seamos engañados como muchos ya lo han sido.
Juan 5:39 dice: ellas son las que dan testimonio de mí... La biblia habla en su totalidad de Cristo, porque
Cristo es el centro de la Biblia y el único salvador. El ángel que hablaba a Juan le dijo en Apocalipsis 19:10
que Cristo es el Espíritu de la Profecía: Yo me postré a sus pies para adorarle. Y él me dijo: Mira, no lo
hagas; yo soy consiervo tuyo, y de tus hermanos que retienen el testimonio de Jesús. Adora a Dios;
PORQUE EL TESTIMONIO DE JESÚS ES EL ESPÍRITU DE LA PROFECÍA.

Existen muchas enseñanzas a cerca del Señor Jesús que son contrarias a la Biblia. Arrio enseñó que el
Dios presentado en el Antiguo Testamento es diferente al Dios presentado en el Nuevo Testamento: Pero
la Biblia enseña algo contrario y no solo esto, sino que enseñó que Jehová era un Dios malvado, mientras
que Jesús es uno bueno, pero la Biblia dice en Malaquías 3:6: Porque yo Jehová no CAMBIO; por esto,
hijos de Jacob, no habéis sido consumidos. Jehová fue el mismo que dijo en Habacuc 2:4: He aquí que
aquel cuya alma no es recta, se enorgullece; mas el JUSTO por su fe vivirá.

En el Antiguo testamento sigue diciendo:

Salmos 86:15: Mas tú, Señor, Dios misericordioso y CLEMENTE, Lento para la ira, y grande en
misericordia y verdad,

Nehemías 9:31: Mas por tus muchas misericordias no los consumiste, ni los desamparaste; porque eres
Dios CLEMENTE y misericordioso.

Y tantos otros versículos que recitan que Dios es el mismo Dios piadoso y clemente: Jesucristo es el
mismo ayer, y hoy, y por los siglos. (Hebreos 13:8).

Hay grupos que enseñan que Cristo no es Dios, negando así la fe del cristianismo: pero no por eso la
Biblia deja de decir:

Juan 1:1: En el principio era el Verbo, y el Verbo era con Dios, y el Verbo era Dios.

Juan 10:30: Yo y el Padre UNO SOMOS.

Romanos 9:5: de quienes son los patriarcas, y de los cuales, según la carne, vino Cristo, el cual es Dios
sobre todas las cosas, bendito por los siglos. Amén.
1 Juan 5:7: Porque tres son los que dan testimonio en el cielo: el Padre, el Verbo y el Espíritu Santo; y
estos tres son uno.

1 Juan 5:20: Pero sabemos que el Hijo de Dios ha venido, y nos ha dado entendimiento para conocer al
que es verdadero; y estamos en el verdadero, en su Hijo Jesucristo. Este es el verdadero Dios, y la vida
eterna.

Estas y muchas doctrinas más son las que enseña la Biblia, pero debemos escudriñar las escrituras, para
poder conocerlas. No debemos quedarnos con lo que los pastores enseñan ni con los comentarios
bíblicos. Dependamos de Dios para leerla, hagámoslo en oración y que sea el Espíritu Santo que nos lleve
a toda verdad.

Si usted es salvo y está en esta posición que no lee su Biblia, debe leerla para saber si todas estas cosas
son ciertas o no.

Y si usted no es salvo escudriñe también la escritura y sea salvo. Dice la Biblia en Hechos 17:11 Y éstos
eran más nobles que los que estaban en Tesalónica, pues recibieron la palabra con toda solicitud,
escudriñando cada día las Escrituras para ver si estas cosas eran así.

17:12 Así que creyeron muchos de ellos, y mujeres griegas de distinción, y no pocos hombres.

Pablo les predicó, y aun sabiendo el conocimiento que tenía de las escrituras, estas personas no se
quedaron tan solo con lo dicho por Pablo, sino que ellos mismos se cercioraron de que estas cosas
fueron verdad. Cuando comprobaron a la luz de la Palabra de Dios que sí era cierto lo dicho por el
apóstol creyeron y fueron salvos.

CONCLUSIÓN

Debemos leer la Biblia no solo por leerla sino por aprender de ella. Para poder encontrar la vida eterna,
los que aun no tienen la seguridad de poder ir al cielo el día en que mueran. Y para los que ya tenemos
esa seguridad debemos conocer al Señor Jesucristo y no ser engañados fácilmente o caer en falsas
doctrinas. Recordemos lo que dice Oseas 4:6 Mi pueblo fue destruido, porque le faltó conocimiento