Está en la página 1de 6

INTRODUCCION

El maíz es un cultivo muy remoto de unos 7000 años de antigüedad, de origen


indio que se cultivaba por las zonas de México y América central. Hoy día su
cultivo está muy difuminado por todo el resto de países y en especial en toda
Europa donde ocupa una posición muy elevada. EEUU es otro de los países que
destaca por su alta concentración en el cultivo de maíz.
Su origen no está muy claro pero se considera que pertenece a un cultivo de la
zona de México, pues sus hallazgos más antiguos se encontraron allí.

Morfología del maíz

La planta de maíz tropical es alta, con abundantes hojas y un sistema radical


fibroso, normalmente con un solo tallo que tiene hasta 30 hojas. Algunas veces se
desarrollan una o dos yemas laterales en la axila de las hojas en la mitad superior
de la planta; estas terminan en una inflorescencia femenina la cual se desarrolla
en una mazorca cubierta por hojas que la envuelven; esta es la parte de la planta
que almacena reservas. La parte superior de la planta termina en una
inflorescencia masculina o panoja; esta tiene una espiga central promi-nente y
varias ramificaciones laterales con flores masculinas, todas las que producen
abundantes granos de polen. Las compara-ciones de las características
morfológicas esenciales de la planta de maíz con aquellas de las especies más
próximas como el teosinte y el Tripsacum

Fertilización.

El maíz necesita para su desarrollo unas ciertas cantidades de elementos


minerales. Las carencias en la planta se manifiestan cuando algún nutriente
mineral está en defecto o exceso.
Se recomienda un abonado de suelo rico en P y K . En cantidades de 0.3 kg de P
en 100 Kg de abonado. También un aporte de nitrógeno N en mayor cantidad
sobre todo en época de crecimiento vegetativo.
El abonado se efectúa normalmente según las características de la zona de
plantación, por lo que no se sigue un abonado riguroso en todas las zonas por
igual. No obstante se aplica un abonado muy flojo en la primera época de
desarrollo de la planta hasta que la planta tenga un número de hojas de 6 a 8.
A partir de esta cantidad de hojas se recomienda un abonado de:

• N : 82% ( abonado nitrogenado ).


• P2O5 : 70% (abonado fosforado ).
• K2O: 92% ( abonado en potasa )

Durante la formación del grano de la mazorca los abonados deben de ser


mínimos.
Se deben de realizar para el cultivo de maíz un abonado de fondo en cantidades
de 825Kg/ha durante las labores de cultivo.
Los abonados de cobertera son aquellos que se realizan cuando aparecen las
primeras hojas de la planta y los más utilizados son

Nitrógeno

El nitrógeno es importante en la formación de proteínas y otros cosas muy


importante. Simplemente el nitrógeno ayuda con la parte verde de la planta como
las hojas. Nitrógeno también es importante porque es el elemento mas hace falta
de todos los elementos y causa mas perdidas de cosecha. Nitrógeno es parte de
clorofila una deficiencia de nitrógeno causa hojas amarillas en las hojas viejas
primero y las hojas más bajas van a estar mas amarillas. Hay dos formas de
nitrógeno que usa las plantas. Amoniaco que usa mas las plantas joven y arroz. La
otra forma de nitrógeno que oscuro en el suelo es nitrato.

Fósforo

El fósforo ayuda el desarrollo de buenas raíces, tallos y formación de los granos y


semillas. Fósforo también ayuda en la transferencia de energía en la planta. Es
importante por los agricultores porque, si compras abono químico, gasten mas por
el fósforo que por cualquier otro elemento. Casi la mitad de los costos de
fertilizante. Otro problema de fósforo es mucho suelos se fija fósforo en una forma
no soluble o sea no disponible. Los suelos alcalino con altas cantidades de
carbonato de calcio están listo a capturar fósforo y suelta muy poco para el uso de
la planta. Plantas con deficiencia de fósforo tienen hojas con las orillas moradas.
También en el maíz plantas con una falta de fósforo tienen mazorcas dobladas.
Una ventana del fósforo es no lava de la tierra. Es difícil aumentar los niveles de
fósforo en el suelo, pero aplicando un poco de fósforo cada año poco a poco va
aumentando la cantidad de fósforo en la tierra y poco a poco va más fértiles el
suelo y los cosechas serán cada vez más grandes. Hay diferente métodos a
analizar fósforo en el suelo y los resultados no son iguales. El análisis común aquí
es Bray modificado. Si usa un análisis diferente, hay que saber la escala usada
por cada análisis. Recomendaciones de fósforo son a veces los mas complicado a
calcular, pero mucho veces también es él más importante a hacer bien por buen
cosechas.
Potasio

Potasio es importante para una planta fuerte con buen tallo. También ayuda la
resistencia contra plagas y enfermedades. Una planta con buenas nivelas de
potasio producen una cosecha de mayor calidad que dura mas tiempo. La seña de
deficiencia de potasio más común es la orilla de las hojas mas bajo se ponen
amarillo, y hasta a veces parecen quemadas. En el área del proyecto hay pocos
suelos con falta de potasio y muchas veces no vale la pena aplicar fósforo. Potasio
viene del arcilla y arena del suelo. Solo un poco esta disponible por las plantas y
cuando las plantas usan potasio, un poco mas salen del suelo. Hay mucho mas
potasio en el suelo que esta disponible a veces. El análisis de suelo solo mede
potasio disponible. Los niveles de potasio en el suelo cambia muy lentamente.

Azufre

Azufre es importante en formación de unas proteínas y enzima. Deficiencias de


azufre son muy simular de nitrógeno pero las hojas amarillas comienza y son más
amarillas en las hojas nuevas. Azufre es un elemento soluble en la tierra y los
niveles depende mucho por la historia del campo, fertilizantes usadas y cultivos
sembrada. Maíz, habichuelas, sorgo puede tener problemas con falta de azufre.
Con estos cultivos es bueno usar sulfato de amoniaco por una fuente de nitrógeno.

Hierro

El hierro es muy importante en la formación de clorofila y otros procesos muy


importante en la planta. Una falta de hierro en el suelo no es muy común.
Problemas de hierro en la planta muchas veces es resultado de demasiado
carbonato de calcio que bloquear el uso de la planta de hierro. La planta tiene
hierro, pero no puede usarlo. Falta de hierro en la planta tiene la seña de amarillo
entre las venas de la hoja fuerte y a veces hasta blanco. En otras plantas las hojas
nuevas están totalmente amarillas hasta blanco

Zinc

Zinc es parte de una enzima. El crecimiento de la planta va a estar afectado si hay


una falta de zinc. Falta de zinc esta asociado con suelos con alta cantidad de
carbonato de calcio. Deficiencias en Zinc son comunes con el cultivo de
habichuela. Faltas de zinc tienen las señas: plantas pequeñas con las hojas
nuevas mal formados y amarillo entre las venas de la hoja.

http://www.slhfarm.com/fertilidad.html
bibliografia

Aloni, R. & Griffith, M. 1991. Functional xylem anatomy in the root-


shoot junctions of six cereal species. Planta, 184: 123-129.

Caroline, R.C., Jacobs, S.W.L. & Vesk, M. 1973. The structure of the
cells of the mesophyll and parenchymatous bundle sheath of the
Gramineae. Bot. J. Linn. Soc., 66: 259-275.

Cheng, P.C., Greyson, R.I. & Walden, D.B. 1983. Organ initiation
and the development of unisexual flowers in the tassel and ear of Zea
mays. Am. J. Bot., 70: 450-462.

Cheng, P.C. & Pareddy, D.R. 1994. Morphology and development of


the tassel and ear. In M. Freeling & V. Walbot, eds. The maize handbook,
p. 37-47. New York, NY, USA, Springer-Verlag.

Dellaporta, S.L. & Calderón-Urrea, A. 1994. The sex determination


process in maize. Science, 94: 1501.

Esau, K. 1977. Anatomy of seed plants, 2nd ed. New York, NY, USA, J.
Wiley & Sons.

Feldman, L. 1994. The maize root. In M. Freeling & V. Walbot, eds. The
maize handbook, p. 29-37. New York, NY, USA, Springer-Verlag.

Freeling, M. & Lane, B. 1994. The maize leaf. In M. Freeling & V.


Walbot, eds. The maize handbook, p. 17-28. New York, NY, USA,
Springer-Verlag.

Galinat, W.C. 1959. The phytomer in relation to floral homologies in the


American Maydeae. Bot. Mus. Leafl. Harv. Univ., 19: 1-32.

Galinat, W.C. 1994. The patterns of plant structures in maize. In M.


Freeling & V. Walbot, eds. The maize handbook, p. 61-65. New York, NY,
USA, Springer-Verlag.

Gutiérrez, M., Gracen, V.E. & Edwads, G.E. 1974. Biochemical and
cytological relationships in C4 plants. Planta, 119: 279-300.

Hanway, J.J. & Ritchie, S.W. 1987. Zea mays. In H. Halvey, ed.
Handbook of flowering, vol. 4. Boca Raton, FL, USA, CRC Press.
Hunter, J.W. & Dalbey, N.E. 1937. A histological study of stalk-
breaking in maize. Amer. J. Bot., 24: 492-494.

Jackson, M.B. 1994. Root-to-shoot communication in flooded plants:


involvement of abscisic acid, ethylene, and 1-aminocyclopropane-1-
carboxylic acid. Agron. J., 86(5): 775-782.

Laetsch, W.M. 1974. The C4 syndrome: a structural analysis. Ann. Rev.


Plant Physiol., 25: 27-52.

Luxova, M. 1981. Growth region of primary root of maize (Zea mays L.).
In R. Brouwer et al., eds. Structure and function of plant roots, p. 9-14.
The Hague, Netherlands, Martinus Nijhoff/Dr. W. Junk Publishers.

Magnavaca, R., Gardner, C.O. & Clark, R.B. 1987. Evaluation of


inbred lines for aluminum tolerance in nutrient solution. In H.W.
Gabelman & B.C. Longhman, eds. Genetic aspects of plant-mineral nutri-
tion, p. 255-265. Dordrecht, Netherlands, Martinus Nijhoff Publ.

Mistrik, I. & Mistrikova, I. 1995. Uptake, transport and metabolism of


phosphates by individual roots of Zea mays L. Biologia (Bratislava), 50:
419-426.

Onderdonk, J.J. & Ketcheson, J.W. 1972. A standardization of


terminology for the morphological description of corn seedlings. Can. J.
Plant Sci., 52: 1003-1006.

Poethig, R.S. 1994. The maize shoot. In M. Freeling & V. Walbot, eds.
The maize handbook, p. 11-17. New York, NY, USA, Springer-Verlag.

Ritchie, S.W. & Hanway, J.J. 1992. How a corn plant develops. Special
report No. 48. Ames, IA, USA, Iowa State University.

Shaver, D.L. 1983. Genetics and breeding of maize with extra leaves
above the ear. In 38th Proc. Ann. Corn and Sorghum Ind. Res. Conf., p.
161-180.

Smith, M.E., Miles, C.A. & Van Beem, J. 1995. Genetic improvement
of maize for nitrogen use efficiency. In D.C. Jewell, S.R. Waddington, J.K.
Ransom & K.V. Pixley, eds. Maize Research for Stress Environ-ments.
Proc. 4th Eastern and Southern Africa Reg. Maize Conf., Harare,
Zimbabwe, 1994, p. 39-43. Mexico, DF, CIMMYT.

Stevens, S.J., Stevens, E.J., Lee, K.W., Flowerday, A.D. &


Gardener, C.O. 1986. Organogenesis of the staminate and pistillate
inflorescences of pop and dent corns: relationship to leaf stages. Crop
Sci., 26: 712-718.

Urrea-Gómez, R., Ceballos, H. & León, L. 1996. A greenhouse


screening technique for acid soil tolerance in maize. Agron. J., 88: 806-
811.

Intereses relacionados