Está en la página 1de 433

Por

WILLIAM SANFORD LASOR

VOLUMEN DOS
Gramática
Paradigmas Sinópticos
Vocabulario Básico
Texto Hebreo del Libro de Ester

CENTROS DE LITERATURA CRISTIANA


en los países de habla hispana

Colombia: Centros de Literatura Cristiana


Correo Electrónico: licrist@colomsat.net.co
Bogotá 1, D.C., Colombia
Chile: Cruzada de Literatura Cristiana
Correo Electrónico: clcchof@rdc.cl
Santiago, Chile
Ecuador: Centros de Literatura Cristiana
Correo Electrónico: clcec@uio.satnet.net
Quito, Ecuador
España: Centro de Literatura Cristiana
Correo Electrónico: clcspain@clclibros.org
Madrid, España
Miami: CLC Book Center
Correo Electrónico: clcmiami@aol.com
Hialeah, EE.UU.
Panamá: Centro de Literatura Cristiana
Correo Electrónico: clcpma@cableonda.net
Panamá
Perú: Cruzada de Literatura Cristiana
Correo Electrónico: clcperu@terra.com.pe
Lima, Perú
Uruguay: Centro de Literatura Cristiana
Correo Electrónico: clcuy@adinet.com.uy
Montevideo, Uruguay
Venezuela: Centro de Literatura Cristiana
Correo Electrónico: clcv@cantv.net
Venezuela
MANUAL DE HEBREO BÍBLICO
Copyright © 2001, todos los derechos reservados por
Centros de Literatura Cristiana de Colombia
Apartado 29720, Bogotá 1, D.C., Colombia.
Prohibida la reproducción total o parcial por
sistemas, impresión, audiovisuales, grabaciones o cualquier medio,
sin permiso de la casa editora.
Escrito, editado y publicado originalmente en inglés con el título
Handbook of Biblical Hebrew,
por William Sanford LaSor,
William B. Eerdmans Publishing Company,
Grand Rapids, Michigan, USA. © 1979.
Traducido al castellano por Jeannine C. Brabon
Editora del texto en español Emma Horta de Nieto
Editor del texto en hebreo y arte César A. García
Carátula diseñada por Fernando Triviño
ISBN 958-9149-90-1

Reconocimientos

La fig. 3 fue reproducida de M. Burrows, ed.,


The Dead Sea Scrolls of St. Mark’s Monastery, Vol. 1
(New Haven: American Schools of Oriental Research, 1961).
La fig. 6 fue reproducida de †R. Kittel et al., eds.,
Biblia Hebraica
(3d., Stuttgart: Privilegierte Württembergische Bibelanstalt, 1937).
La fig. 7 fue reproducida de
Biblical Archaeology Review,
Sep.–Oct., 1978.
La fig. 8 fue reproducida de K. Elliger and W. Rudolph, eds.,
Biblia Hebraica Stuttgartensia
(Stuttgart: Deutsche Bibelstiftung, 1977).
A menos que se indique lo contrario,
todas las citas bíblicas son tomadas de la versión Reina Valera de 1995,
propiedad de las Sociedades Bíblicas Unidas. Usadas con permiso.
El texto hebreo del libro de Ester fue tomado de la
Biblia Hebraica Stuttgartensia,
propiedad de las Sociedades Bíblicas Unidas. Usado con permiso.

UNIVERSIDAD COMPLUTENSE DE MADRID


———
FACULTAD DE FILOLOGIA
———

A QUIEN PUEDA INTERESARLE


LUIS FERNANDO GIRON BLANC, profesor titular de Lengua y Literatura Hebreas en la
Universidad Complutense de Madrid,
DECLARA que conoce la obra de William S. LaSor Hanbook of Biblical Hebrew y que ha
colaborado en la revisión de la traducción de la misma, realizada por Jeannine Brabon.
CONSIDERO que la obra, dentro de su peculiaridad metodológica, logra perfectamente los
objetivos que pretende, y que, aplicada a alumnos principiantes por un profesor experto,
produce muy buenos resultados. Por ello apoyo con interés la traducción al español, y
considero que su publicación puede ser muy beneficiosa, pues existen pocos materiales
didácticos en español para el hebreo bíblico.
Madrid, 18 de diciembre de 1989
PREFACIO

Por la naturaleza de este manual creo que sería razonable hacer un prólogo al segundo
volumen con unas palabras de explicación y advertencia. Debido a que en el método clásico
para la enseñanza del hebreo, o de cualquier lengua, viene primero un estudio de la
gramática, es lógico que los maestros y alumnos se dirijan al primer volumen. En el método
que yo he usado, y sobre el cual está desarrollado este manual, el estudiante debe dirigirse
de las lecciones en el volumen uno, a sus respectivas lecciones en el volumen dos. Debe
intentar aprender lo que ya se encuentra en la lectura. Al ojear el segundo volumen no debe
desanimarse sino que, con el fin de que cada encuentro tenga sentido (y sólo a través de
tales encuentros se adquiere el conocimiento), la gramática debe ser aprendida a través de
la lectura de los pasajes hebraicos.
Es importante que al usar este volumen el alumno entienda el sistema numérico,
especialmente su lógica. Lea §06. ss. hasta que tenga sentido; luego mire el índice general,
y note el orden lógico y gramatical del material. Como estamos aprendiendo por contexto, y
no por temas, el participio (para dar un ejemplo) no se trata en un solo sitio. Al contrario, la
descripción y el uso de éste se encuentran esparcidos entre las varias porciones de
fonología, morfología y sintaxis. La sintaxis del participio está dividida según los diversos
puntos principales de la misma. Con esto no quiero sugerir que esta sea la mejor manera de
tratar el participio. Si desea estudiarlo todo de una vez, recomiendo que se dirija a
Gesenius’ Hebrew Grammar. Una palabra más: si a veces la numeración parece tener
interrupciones, es porque he intentado diseñar un sistema que serviría para todos mis
manuales proyectados, incluyendo el del arameo, el del siríaco, el del babilonio antiguo y,
tal vez, otros más que mis exalumnos añadirán a la serie.
Quiero recalcar lo que dije en el primer volumen en cuanto al método que uso para
transliteración. Mi meta es que el estudiante reconozca ‫ ִּד ֵּבר‬como dibbēr, y dibbēr como

‫ ִּד ֵּבר‬, para que tenga una identificación inmediata del sonido y vista de la palabra hebrea.
He comprobado que es posible hacerlo. Esto sólo se logra con la participación plena del
maestro y del estudiante en el proceso. Recuerde que los estudiantes que están comenzando
a aprender hebreo no pueden reconocer la ortografía hebraica con la facilidad que han
adquirido los hebraistas habituados. Pero no se detenga con la transliteración. Siga hasta
que pueda leer y pronunciar el hebreo con facilidad. En varios puntos me he atrevido a
desafiar puntos de vista tradicionales. No es por ningún deseo de mi parte de ser original,
porque por naturaleza soy muy conservador, sino que esta idea viene de una amplia lectura
de textos en muchas lenguas semíticas. Cuando he propuesto una posición distinta, lo he
hecho sobre la base de muchísimos datos que la sustentan. Pero, como mi deseo con este
método es animar al estudiante a que aprenda a través de la observación y de desafiar la
posición aceptada por medio de lo que encuentre en su lectura, no insisto en que acepte mis
nuevas ideas aunque le animo a probarlas. Si la lectura de mucho hebreo las apoya, está
bien. Si no, es aún mejor. El probar una idea incorrecta es el primer paso para hallar la
solución a un problema.
Los paradigmas, como el resto de este manual, no son como los que encontramos en las
demás gramáticas hebraicas. La razón es porque he intentado poner paradigmas sinópticos,
es decir, formas comparables que ayudarán al estudiante a ver qué es similar y qué es
diferente entre ellas. No es tan importante, en mi opinión, saber el paradigma entero de un
verbo “fuerte”, sino saber dónde precisamente los varios verbos “débiles” se distinguen el
uno del otro. Así que he colocado, vamos a decir, el D- (pi‘ēl) imperfecto, de tal manera
que la comparación de CCC, CGC, NGC, C’C, y los otros tipos de raíces verbales se
puedan ver en una ojeada. Si desea conocer los paradigmas clásicos, hay muchos libros del
primer año de hebreo que los tienen.
El vocabulario básico está en dos formas distintas. En el volumen uno, está colocado según
grupos básicos de vocabulario, para aprenderlo con las lecciones en el curso de estudio. En
este volumen, el vocabulario básico está impreso en orden alfabético, con referencias
completas al diccionario Brown-Driver-Briggs. En los grupos de vocabulario, las palabras
están dadas tanto con la ortografía hebraica como con su transliteración. En la lista
alfabética, es usada sólo la ortografía hebraica. La razón es porque cuando el estudiante está
aprendiendo una palabra, debe saber cómo pronunciarla; pero cuando busca una palabra,
debe ser capaz de encontrarla en su forma hebrea.
Lamento que para poder terminar este trabajo (he estado trabajando sobre esta edición casi
cuatro años) he omitido un índice. Para compensarlo de alguna forma he dado una tabla de
contenido muy completa donde se puede encontrar casi cualquier tema y referencias
cruzadas en selecciones pertinentes. Además, si el estudiante principiante, sigue el método
que yo he planteado, no necesita un índice detallado, el cual sí necesita el estudiante
adelantado. Espero tener un índice en la próxima edición, si la hay.
Entre tantos números y referencias seguramente habrá errores. Por favor comuníquelos a la
editorial para corregirlos en una edición futura.
Ahora, diríjase al volumen uno, y comience en la primera lección. ¡Que Dios le bendiga en
su deseo de aprender más acerca de él a través de su Palabra, la Biblia hebrea!
William Sanford LaSor
1978
ABREVIATURAS Y SIGNOS

abs. absoluto
ac acentuada
AC acadio
a.c. abierta-cercana (sílaba)
acus. acusativo
adj. adjetivo
a.l. abierta-lejana (sílaba)
ALEM alemán
AP antiguo persa
ARAB árabe
art. artículo
ASA antiguo sud-arábigo
atrib. atributivo
BAB babilonio
BDB Brown-Driver-Briggs Lexicon
Bib. Bíblico
CI Cantera-Iglesias
c. consecutivo, convertido, v. §27.151
c consonante, v. §29.02
cer. cerrada (sílaba)
cf. compárese
cl. cláusula
cohor. cohortativo
colect. colectivo
com. común (masc. y fem.)
comp. complementario
conj. conjunción
cons. consecutivo
cont. contexto
conv. conversivo
cstr. constructo
d. doble
D pi‘ēl, cf. §28.1
dat. dativo
denom. denominativo
dir. directo
e.d. es decir
EDV esquema diagnóstico verbal
e.g. por ejemplo
energ. enérgico
esp. especialmente
Est. Ester
est. abs. estado absoluto
est. ctrs. estado constructo
ET etíope (Ge‘ez)
f femenino
fda, fdc, fds fem. dual abs., cstr., suf.
fem. femenino
FEN fenicio
fig. figura
fpa, fpc, fps fem. plur. abs., cstr., suf.
fr. frase
fut. futuro
GCC cf. §29.02
gen. genitivo
Gn. Génesis
Ges. Gesenius’ Hebrew Grammar
GNP género, número, persona
GNE género, número, estado
GR griego
gram. gramática
H Hif‘îl, cf. §28.1
HEB hebreo
Hp Hof‘al, cf. §28.1
HtD Hitpa‘ēl, cf. §28.1
impers. impersonal
impf. imperfecto
impv. imperativo
indef. indefinido
indir. indirecto
inf. infinitivo
INGL inglés
interrog. interrogativo
intr. intransitivo
IPA Asociación Fonética Internacional
kg. kilogramo(s)
K keṯîḇ escrito
L Pô‘ēl, cf. §28.121
LAT latín
lb., lbs. libra(s)
lit. literalmente
loc. local, locativo
LXX Septuaginta
m masculino
masc. masculino
mda, mdc, mds masc. dual abs., cstr., suf.
med. medio
mpa, mpc, mps masc. plur. abs., cstr., suf.
mtr. metro
n neutro
N Nif‘al, cf. §28.1
nom. nominativo
nom. pr. nombre propio
num número, numérico
obj. objeto, objetivo
P persa
pace con respecto a
part. partícula
pas. pasivo
perf. perfecto
PGN persona, género, número
pl plural
plur. plural
pred. predicado
pref. prefijo
prep. preposición
pres. presente
pron. pronombre
PS Proto-Semítico
ptcp. participio, participial
Q Qal, cf. §28.1
q qerî leído
Qp Qal pasivo, véase §27.151
R Pilpēl, cf. §28.121
rad radical
rel. relativo
RV Reina-Valera 1995
s. sufijo añadido
s.a.c. sin acento, cerrado
Sem. semítico
s.f. sin fecha
sg singular
s. y ss. siguiente, siguientes
sing. singular
sil. sílaba
SU sueco
suf. sufijo, véase §27.151
TC Texto Consonántico
trans. transitivo
UGAR ugarítico
V, v vocal, cf. §16.3
v. véase
vb. verbo
voc. vocativo
WCC Pe Waw, cf. §29.02
x veces (o multiplicado por)
YCC Pe Yod, cf. §29.02
yus yusivo
2, 3, etc. véase §27.151
* forma hipotética
+ es equivalente a
< procede de
> llega a ser
/ o
+? ¿es equivalente a qué?
TABLA DE CONTENIDO

PREFACIO
ABREVIATURAS Y SIGNOS

GRAMÁTICA
INTRODUCCIÓN
§01. Hebreo, su definición
§02. Hebreo Bíblico
§03. Las lenguas semíticas
§04. Partes de la gramática
§05. Traducción
§06. El sistema numérico del manual
PRIMERA PARTE. FONOLOGÍA
§10. Fonología
§10.1 Fonética
§10.11 La transcripción fonética
§10.2 Fonemas
§10.21 / / indicación de los fonemas
§10.22 Fonemas fonéticamente similares
§10.23 Alófonos
§10.3 Ortografía
§10.31 Alfabetos y fonemas
§10.4 Habla
§10.41 Consonantes y vocales
§10.42 La vocal
§10.43 La consonante
§10.44 La sílaba
§11. La ortografía hebraica
§11.1 Las consonantes hebraicas
§11.11 Sus equivalentes fonéticos
§11.12 El origen del alfabeto fenicio
§11.13 Letras con formas finales y no finales
§11.14 Letras que estaban colgadas de la línea
§11.15 Lāmeḏ sobresale por arriba
§11.16 Otras formas del alfabeto hebreo
§11.17 La división de palabras
§11.2 Introducción a las letras vocales
§11.21 Las letras vocales (’immôṯ haqqerî’āh)
§11.3 Introducción a la puntuación masorética
§11.31 Los masoretas
§11.32 La puntuación vocálica en el sistema tiberiense
§11.4 Otros signos de puntuación y masoréticos
§11.41 Punto que distingue el ‫ ׁש‬y el ‫ׂש‬

§11.42 Mappîq en ‫ ה‬al final de palabra


§11.43 Dāḡēš fuerte para indicar duplicación
§11.44 Dāḡēš débil en ‫ת‬ ‫בגדכפ‬
§11.45 Maqqēp̄
§11.46 Sôp̄ pāsûq
§11.5 Acentos masoréticos
§11.51 El sistema en Salmos, Job y Proverbios
§11.52 Acentuación conjuntiva y disyuntiva
§11.53 Los acentos disyuntivos principales
§11.54 Los acentos conjuntivos principales
§11.55 La pausa
§11.56 Palabras homógrafas que se distinguen por el acento
§11.57 El signo del acento va generalmente sobre la sílaba tónica
§11.58 Meṯeḡ y su importancia
§11.59 Doble acentos, tradición en el Decálogo, etc.
§11.6 Signos masoréticos de la lectura tradicional
§11.61 Keṯîḇ y Qerê
§11.62 Keṯîḇ welô’ qerê’
§11.63 El qerê’ perpetuo
§11.7 La masora marginal mesôrôṯ
§11.71 La masora final mesôrôṯ
§12. Las consonantes
§12.1 La descripción de las consonantes
§12.2 Consonantes sonoras y sordas
§12.21 Consonantes sonoras
§12.22 Consonantes sordas
§12.3 El punto de articulación
§12.31 Letras labiales y labiodentales
§12.32 Alveolares, dentales, laterales y sibilantes
§12.33 Velares y alveopaladiales
§12.34 Uvulares
§12.35 Faríngeas y glóticas
§12.36 Las ‘enfáticas’
§12.4 Oclusivas y fricativas
§12.41 Definición de oclusión
§12.42 Definición de fricación
§12.43 La naturaleza fonética del ‫ צ‬enfático

§12.5 Descripción fonética de cada consonante hebrea


§12.51 Semivocales
§12.6 Los 29 fonemas originarios (Proto-Semítico)
§12.61 Los fonemas originarios del ‫ז‬

§12.62 Los fonemas originarios del ‫ח‬

§12.63 Los fonemas originarios del ‫ע‬

§12.64 Los fonemas originarios del ‫צ‬

§12.65 Los fonemas originarios del ‫ ׁש‬y el ‫ׂש‬


§12.66 /w/ inicial > y
§13. Cambios fonéticos (consonantales)
§13.1 Asimilación
§13.11 Asimilación contigua progresiva total
§13.12 Asimilación contigua progresiva parcial
§13.13 Asimilación retrógrada total
§13.2 Omitido arbitrariamente
§13.3 Alargamiento (geminación) de una consonante
§13.31 Geminación imperceptible en el hebreo moderno
§13.32 Geminación resultante de la asimilación
§13.33 Geminación como noción de morfología
§13.34 Geminación después de un artículo indefinido
§13.35 Geminación después de una wāw consecutiva
§13.36 Geminación después del interrogativo ‫ַמה‬

§13.37 Geminación después del ‫ׁש‬

§13.38 ‫ ר ע ח ה א‬no admiten geminación


§13.4 Reducción de las consonantes largas (geminadas)
§13.41 Reducción con šewā
§13.42 Reducción de la consonante geminada al final de la palabra
§13.5 Pérdida de la consonante
§13.51 Aféresis
§13.52 Síncope
§13.53 Apócope
§13.54 Pérdida del ‫ ו‬y el ‫ י‬al final de la palabra

§13.55 ‫ א‬mudo
§13.6 Metátesis
§13.61 Metátesis en algunas formas de HtD
§13.62 Metátesis en las formas HtŠ
§13.7 Adición de una consonante
§13.71 Prótesis
§13.72 Epéntesis
§13.73 Paragógico: -nûn o -hê (opisótesis)
§14. Las vocales
§14.1 Las vocales largas /â/, /î/, /û/
§14.11 Mutación cananea (â > ô)
§14.12 ê y ô resultado de monoptongación
§14.13 Las cinco vocales largas en el hebreo bíblico
§14.2 Las vocales breves /a/, /i/, /u/
§14.21 La evidencia del árabe, del ugarítico y del acadio
§14.22 Alteración fonética en el hebreo
§14.3 Diptongos
§14.31 Los diptongos resultantes de las vocales primarias
§14.32 Los diptongos resultantes de las vocales secundarias, monoptongos
§14.33 Los dos diptongos hebreos /aw/ y /ay/
§15. Alteración vocálica
§15.1 Alargamiento de vocales breves
§15.11 Alargamiento resultante de acentuación tónica
§15.12 Alargamiento de vocales breves en sílabas cercanas-abiertas
§15.13 Peculiaridades de formas pausales
§15.14 Alargamiento compensatorio
§15.15 Evolución de la vocal breve a la vocal larga
§15.2 Reducción de vocales
§15.21 Distinción entre vocales largas (puras) y vocales breves alargadas
§15.22 Reducción de vocales largas (puras)
§15.23 Reducción de vocales breves en sílabas lejanas-abiertas
§15.24 Reducción de vocales breves en sílabas cercanas-abiertas
§15.25 El šewā
§15.251 El šewā sonoro y mudo (móvil y quiescente)
§15.252 El šewā sonoro (móvil)
§15.253 El ḥăṭēp̄-šewā
§15.3 El cambio vocálico cualitativo
§15.31 â>ô
§15.32 a > i (atenuación)
§15.33 i > a (ley de Philippi)
§15.34 Crítica de Ges. §27w
§15.35 a > e en segolados
§15.4 Influencia de las guturales sobre las vocales
§15.41 Alargamiento compensatorio, cf. §15.14
§15.42 Reducción parcial (vocales ḥăṭēp̄ )
§15.43 Las guturales prefieren vocales de tipo a
§15.431 Efecto de las guturales en los segolados
§15.432 Efecto sobre vocal de tipo i o u al final de la palabra
§15.5 Pérdida de vocal
§15.51 Pérdida de vocales breves finales en los sustantivos
§15.52 Pérdida de vocales breves finales en formas verbales
§15.53 Pérdida de vocales breves reducidas
§15.54 Pérdida de vocales breves reducidas con ‫א‬

§15.6 Aparición de vocales


§15.61 Vocales anaptícticas
§15.62 Evolución de una vocal ante guturales
§15.63 Evolución de una vocal breve a una larga ante ‫א‬
§15.64 Vocales epentéticas en ciertas formas verbales
§15.65 Generación de una vocal en sucesión de šewās vocales
§15.7 Diptongos, monoptongos
§15.71 Alteración vocálica de diptongos
§15.72 aw y ay encontradas en sílabas cerradas acentuadas
§15.73 En otras posiciones aw > ô y ay > ê
§15.74 Irregularidades restantes
§16. La sílaba
§16.1 Última, penúltima, antepenúltima
§16.11 Sílaba abierta (V, CV), sílaba cerrada (VC, CVC)
§16.12 Agrupación consonantal (CCV, CCVC), sílaba doblemente cerrada (VCC,
CVCC)
§16.13 Sílabas largas y breves
§16.2 Número de sílabas
§16.21 Ápice sonoro
§16.3 Cada sílaba tiene que empezar con una consonante
§16.31 La conjunción û-
§16.32 La sílaba abierta, CV, acentuada, no acentuada
§16.33 La sílaba cerrada CVC, acentuada, no acentuada
§16.34 La sílaba doblemente cerrada CVCC
§16.35 Agrupaciones iniciales CCV, CCVC
§16.36 Cómo reconocer sílabas en la ortografía hebrea
§17. Acento tónico
§17.01 milra‘ y mil‘ēl
§17.1 Los sustantivos en estado absoluto generalmente llevan el acento en la última
§17.11 Los segolados en singular llevan acento en la penúltima
§17.12 Sustantivos en estado constructo o unido por maqqēp̄
§17.2 El acento verbal
§17.21 Formas verbales finitas sin aformativo
§17.22 Formas verbales finitas con aformativo
§17.3 Cambio de acento
§17.31 Hacia el final en algunas palabras
§17.32 Formas de sufijos con vocales de unión
§17.33 Los sufijos ‘graves’
§17.34 Cambio de acento con wāw consecutivo
§17.35 Nāsôḡ ’āḥôr
§17.4 No hay acento en antepenúltima
§17.41 Acento tónico secundario
SEGUNDA PARTE. MORFOLOGÍA
§20. Morfología
§20.1 Morfemas
§20.11 Alomorfos
§20.12 Forma libre y forma ligada
§20.2 Formas ligadas, prefijos y sufijos
§20.21 Prefijo, preformativo, sufijo, aformativo sufijado
§20.3 Raíces, usualmente triconsonánticas
§20.31 La raíz sustenta la idea esencial
§20.32 Los diccionarios ordenan las palabras por raíces
§20.4 Clasificación de palabras
§20.41 La partícula
§20.42 El pronombre
§20.43 El sustantivo, el adjetivo
§20.44 El verbo
§20.5 La morfología trata sólo de las formas; el uso se verá en la sintaxis
§21. Morfemas de forma libre
§21.1 Pronombres personales independientes
§21.2 Pronombres demostrativos
§21.3 Pronombres relativos
§21.4 Pronombres interrogativos
§21.41 Formas compuestas del pron. interrogativo
§21.42 ‫ ַמה‬ligada con maqqēp̄
§21.43 Pronombres interrogativos impersonales
§21.5 Pronombres indefinidos

§21.6 Partícula ‫ִּמן‬

§21.61 ‫ ִּמן‬como forma libre


§21.62 ‫ ִּמן‬como forma ligada, §22.42
§22. Partículas en forma ligada

§22.1 La conjunción ‫ו‬-


§22.11 En sílabas abiertas-cercanas
§22.12 En sílabas abiertas-lejanas
§22.13 El wāw consecutivo
§22.2 El artículo determinado
§22.21 Ante ‫א‬, ‫ע‬, ‫ר‬

§22.22 Antes ‫( ח‬ḥā), o ‫ ע‬o ‫ ה‬en abierta-cercana

§22.23 Ante ‫ה‬, ‫ח‬, ‫ ע‬en otras posiciones


§22.24 Preposiciones inseparables añadidas al artículo determinado
§22.25 Palabras en forma pausal cuando tienen artículo determinado
§22.3 La partícula interrogativa
§22.31 Delante de guturales con qāmāṣ o ḥăṭap̄ qāmāṣ
§22.32 Delante de guturales en los demás casos
§22.33 Distinción del artículo determinado
§22.4 Preposición como morfema de forma ligada
§22.41 Las preposiciones inseparables ‫ב‬, ‫כ‬, ‫ל‬

§22.42 ‫ ִּמן‬como forma ligada


§23. Morfemas sufijados con forma ligada
§23.1 Sufijos pronominales
§23.11 Flexionados para persona, género y número
§23.12 Añadidos a sustantivos, verbos o partículas
§23.121 Formas genitivales
§23.122 Formas de acusativo
§23.123 Efecto morfológico sobre las partículas
§23.13 Otros factores que han de considerarse
§23.14 Resumen en la Tabla H
§23.2 Locativo -āh
§23.21 En comparación con el fem. sing. abs.
§23.22 Efecto fonético del -āh añadido
§23.23 ‫ַלַ֣יְ לה‬
§23.3 -āh cohortativo
§23.4 -ām adverbial
§24. Formación nominal
§24.1 Sustantivos primitivos
§24.11 Monoconsonánticos (Cv)
§24.12 Biconsonánticos (CvC)
§24.13 Sustantivos primitivos triconsonánticos
§24.2 Sustantivos deverbales
§24.21 De una vocal (CvCC)
§24.22 De dos vocales breves (CvCvC)
§24.23 De una vocal larga y una breve (Cv̂CvC)
§24.24 De una vocal breve y una larga (CvCv̂C)
§24.25 De dos vocales largas (Cv̂Cv̂C)
§24.26 Con la radical media geminada (CvC2vC)
§24.27 Con la tercera radical geminada (CvCvC2)
§24.28 Con reduplicación qeṭalṭal, qilqāl
§24.3 Sustantivos formados con elementos preformativos
§24.31 Con -‫ה‬

§24.32 Con -‫מ‬

§24.33 Con -‫י‬

§24.34 Con -‫נ‬

§24.35 Con -‫ש‬

§24.36 Con -‫ת‬

§24.4 Sustantivos formados con elementos aformativos sufijados


§24.41 Aformativo ‫ל‬- dudoso
§24.42 Aformativo ‫ם‬-

§24.43 Aformativo ‫ן‬-

§24.44 Aformativo ‫ת‬- en ciertos infinitivos constructos

§24.5 Sustantivos denominativos


§24.51 Formados según el esquema Q50 (§27.151) a partir de otros sustantivos
§24.52 Formado según el esquema CaC2âC de otros sustantivos
§24.53 Con -‫ מ‬antepuesta a otros sustantivos

§24.54 Con‫ ָן‬o ‫ֹון‬- añadida a otros sustantivos

§24.55 Con‫ ִָּי‬final

§24.56 Sustantivos abstractos en ‫ּות‬-


§24.57 Aformativos múltiples
§24.6 Sustantivos de formación peculiar
§24.7 Palabras prestadas
§25. Flexión del sustantivo
§25.1 Género
§25.11 Masculino singular
§25.12 Masculino plural
§25.13 Femenino singular
§25.14 Femenino plural
§25.15 Sustantivos irregulares
§25.2 Número
§25.21 Singular
§25.22 Dual
§25.23 Plural
§25.3 Caso
§25.31 Nominativo
§25.32 Genitivo
§25.33 Acusativo
§25.4 Estado
§25.41 Estado absoluto
§25.42 Estado constructo
§25.43 Efecto del acento tónico en el estado constructo
§25.5 Formas del nombre con sufijos
§25.51 Masculino singular con sufijo
§25.52 Femenino singular con sufijo
§25.53 Masculino plural con sufijo
§25.54 Femenino plural con sufijo
§25.6 Sustantivos irregulares
§26. Adjetivos
§26.1 Adjetivos y sustantivos en hebreo
§26.11 Adjetivos morfológicamente regulares
§26.2 Números cardinales
§26.21 El número 1
§26.22 El número 2
§26.23 Los números 3 a 9
§26.24 El número 10
§26.25 Los números 11 a 19
§26.26 Los números 20 a 90 (múltiplos de diez)
§26.262 Números compuestos (23, 32, etc.)
§26.27 Múltiplos de cien
§26.28 Múltiplos de mil y superiores
§26.3 Números ordinales
§26.31 ‘Primero’ no es un numeral
§26.32 Ordinales del segundo al noveno
§26.4 Los multiplicativos usan dual
§26.41 La terminación -áyim
§26.42 Otras maneras para expresar ‘multiplicar’
§26.43 El ordinal femenino
§26.44 Uso adverbial
§26.5 Distributivos
§26.6 Números quebrados, fracciones
§26.7 Uso especial
§26.71 La regla x, x + 1
§26.8 El orden de palabras con numerales
§26.9 Aprender las peculiaridades de los numerales
§27. Morfología verbal, la estructura básica (Qal, Q)
§27.1 Formas finitas y no finitas
§27.11 Flexión del verbo finito y sus usos
§27.111 El aspecto (tiempo)
§27.112 Voz
§27.113 Modo
§27.114 Persona, género, número
§27.115 Estructuras derivadas (conjugaciones, binyānîm)
§27.116 Sufijos en acusativo
§27.117 wāw conversivo (wāw consecutivo)
§27.12 Flexión del participio
§27.13 Infinitivo constructo
§27.14 Infinitivo absoluto
§27.15 Cómo analizar un verbo hebreo
§27.151 Indicadores usados en este manual
§27.2 Flexión del perfecto
§27.21 Las aformativas sufijadas
§27.22 El esquema vocálico (CaCaCa)
§27.23 Esquemas vocálicos alternativos (CaCiCa, CaCuCa)
§27.3 Flexión del imperfecto
§27.31 Las aformativas (prefijadas y sufijadas)
§27.32 El esquema vocálico (yaCCuCu)
§27.33 Otros esquemas vocálicos (yiCCaCu, yaCCiCu)
§27.4 Flexión del imperativo
§27.41 Las aformativas sufijadas
§27.42 El esquema vocálico del imperativo
§27.43 El imperativo con‫ָה‬
§27.44 El impv. abreviado de los verbos CCY
§27.5 La flexión del yusivo y del cohortativo
§27.51 El yusivo y el cohortativo
§27.52 El yusivo usado en todas las personas
§27.53 El cohortativo
§27.6 Flexión de formas verbales no finitas
§27.61 El participio
§27.62 Las formas femeninas
§27.63 El participio Q pasivo
§27.64 El infinitivo Q absoluto
§27.65 El infinitivo Q constructo
§27.7 Sufijos pronominales añadidos a formas verbales
§27.71 Las tres formas usadas según la forma verbal
§27.72 El efecto del sufijo sobre la vocalización del Q perfecto
§27.73 El efecto del sufijo sobre la vocalización del Q imperfecto
§27.74 Sufijos en el Q imperativo
§27.75 Sufijos añadidos a formas verbales no finitas
§28. La morfología de estructuras derivadas (‘conjugaciones’)
§28.1 Esquema de las estructuras verbales más comunes
§28.11 Las denominaciones Pi‘ēl, Hip̄ ‘îl, etc.
§28.12 Los símbolos Q, D, H, N, etc.
§28.13 La estructura HtŠ
§28.14 Para la sinopsis verbal, v. el paradigma V-1
§28.2 La estructura D
§28.21 La norma básica para la estructura D (Pi‘ēl)
§28.22 Las normas básicas para el D pasivo (pu‘al)
§28.3 La estructura H
§28.31 Las normas básicas para la estructura H (Hif‘îl)
§28.32 Las normas básicas para el H pasivo (Hof‘al)
§28.33 La estructura Š (Shaf‘ēl)
§28.4 La estructura N (Nif‘al)
§28.41 Es incorrecto llamarlo ‘pasivo de Qal’
§28.42 Las normas básicas para la estructura N (Nif‘al)
§28.5 La estructura HtD
§28.51 Las normas básicas para la estructura HtD (Hitpā‘ēl)
§28.52 Las estructuras pasivas de HtD son escasas
§28.53 Cuando la radical es dental o silbante, Regla 12
§28.54 Las estructuras tG, tD y tA en arameo
§28.6 La estructura L (Po‘ēl)
§28.61 Las normas básicas para la estructura L
§28.62 Paralelos de la estructura L
§28.63 La estructura L usada en vez de la estructura D con verbos CWC y CC2
§28.7 Las estructuras reduplicadas
§28.71 La estructura R (qeṭalṭal)
§28.72 La estructura qaṭlēl (pa‘lēl)
§28.73 La estructura qilqēl (pilpēl)
§28.8 Raíces cuatriconsonantes; pocas en hebreo
§28.9 Las estructuras compuestas son pocas en hebreo
§29. Los verbos ‘débiles’
§29.01 El origen de las denominaciones ‘Pe Alef’, etc.
§29.02 El sistema usado en este manual (presentación tabular)
§29.1 Verbos con una gutural en la raíz
§29.11 Verbos GCC (Pe gutural)
§29.12 Verbos CGC (Ayin gutural)
§29.13 Verbos CCG (Lamedh gutural)
§29.14 Verbos ’CC y CC’ deben considerarse aparte
§29.15 Verbos CCH (no Lamedh He)
§29.2 Verbos ’CC y CC’
§29.21 Verbos ’CC (Pe Alef)
§29.22 Verbos CC’ (Lamedh Alef)
§29.3 Verbos WCC y YCC
§29.31 Verbos WCC (Pe Waw)
§29.311 Normas básicas en las estructuras N y H
§29.32 Peculiaridades en la estructura básica (Q)
§29.33 Verbos YCC (e.d. originalmente YCC)
§29.34 Verbos YṢC (-‫)יצ‬

§29.4 Verbos NCC (Pe Nun)


§29.41 Aféresis en Q32 y Q65
§29.42 Verbos NGC
§29.43 H pasivo de verbos NCC
§29.44 El verbo ‫נתן‬

§29.45 El verbo ‫לקח‬

§29.5 Verbos CC2 (Ayin Ayin)


§29.51 Geminación de la segunda radical
§29.511 Normas básicas para los verbos CC2
§29.52 Formas análogas al verbo fuerte
§29.53 Estructuras L, Lp, HtL y R de verbos CC2
§29.54 ¿Desarrollados a partir de raíces biconsonantes?
§29.6 Verbos CûC y CîC (Ayin Waw y Ayin Yodh)
§29.61 Verbos CWC verdaderos (con el wāw consonántico)
§29.62 Verbos CYC verdaderos (con el yôḏ consonántico)
§29.63 Verbos CWC (o CûC)
§29.631 Normas básicas para CûC en la estructura básica (Q)
§29.632 Normas básicas para otras estructuras
§29.64 Verbos CYC (o CîC)
§29.641 Normas básicas para los verbos CîC
§29.7 Verbos CCY (Lamedh He)
§29.71 Terminaciones CCY que deben memorizarse
§29.72 Apócope en verbos CCY
§29.8 Verbos doblemente débiles
§29.81 Verbos ‘defectivos’
§29.9 Efectos al añadir sufijos
§29.91 Al perfecto
§29.92 Al imperfecto
§29.93 Con formas Q32 y Q65
§29.94 Para los sufijos, cf. §23.12ss., §23.13 ss.
TERCERA PARTE. SINTAXIS
§30. Sintaxis
§30.1 La oración
§30.11 El sujeto
§30.12 El predicado
§30.13 Clases de oraciones
§30.14 Elipsis
§30.2 Modificadores, complementos, nociones independientes
§30.21 Modificador del sujeto
§30.22 Complemento del verbo
§30.23 Modificador del predicado
§30.24 Modificador de un modificador
§30.25 Nociones independientes
§30.3 Palabras, lenguaje
§30.31 Sustantivos
§30.312 Pronombres
§30.313 Antecedente
§30.314 Flexión del sustantivo
§30.32 El adjetivo
§30.321 Adjetivo predicativo
§30.322 Adjetivo atributivo
§30.323 Adjetivos de comparación
§30.33 Verbo
§30.331 Frase verbal
§30.332 Flexión del verbo
§30.333 Tiempo
§30.334 Voz
§30.335 Modo
§30.336 Persona
§30.337 Género
§30.338 Número
§30.339 Transitivo, intransitivo, estativo, factitivo (causativo), fiente (activo)
§30.34 Adverbio
§30.35 Preposición
§30.36 Conjunción
§30.361 Conjunción coordinativa
§30.362 Conjunción subordinativa; tipos de cláusulas (oraciones)
§30.363 Conjunción correlativa
§30.364 Asíndeton
§30.37 Interjección
§30.38 Infinitivo y participio
§30.381 El infinitivo y sus usos
§30.382 El participio y sus usos
§30.39 Una palabra puede funcionar de varias maneras
§30.4 Un conjunto de palabras puede funcionar como una unidad
§30.41 La frase
§30.42 La cláusula
§30.43 La cláusula subordinada
§30.44 Combinaciones sin límite
§30.5 El estudio de la sintaxis
§30.6 Análisis de oración o frase
§31. La predicación sin verbo
§31.1 Sujeto de cláusula sin verbo
§31.11 El nombre, sustantivo como sujeto
§31.12 El pronombre como sujeto
§31.13 Frase nominal como sujeto
§31.14 Cláusula nominal como sujeto
§31.2 El predicado de cláusula sin verbo
§31.21 El sustantivo como predicado
§31.22 El pronombre como predicado
§31.23 El adjetivo como predicado
§31.24 El participio como predicado
§31.25 El adverbio como predicado
§31.26 Frase nominal como predicado
§31.27 Cláusula nominal como predicado
§31.3 El uso de la cópula en una cláusula sin verbo
§31.31 El pronombre como cópula
§31.32 El pronombre añadido para dar énfasis
§31.33 ‫ יֵּ ׁש‬y ‫ ֵּאין‬como cópulas
§31.34 ‫ היה‬como cópula
§31.5 El tiempo de una cláusula sin verbo
§31.6 Otros usos de cláusulas sin verbo
§31.61 Como optativo o yusivo
§31.62 Condicional
§31.7 Elipsis en cláusulas sin verbo
§31.8 La construcción ‘casus pendens’
§31.9 Concordancia en una cláusula sin verbo
§32. El verbo en una predicación verbal
§32.1 Lo que indica la morfología verbal
§32.11 La forma verbal indica la persona del sujeto
§32.12 Indica el género del sujeto
§32.13 Indica el número del sujeto
§32.2 Verbos estativos, activos, transitivos, intransitivos
§32.21 Estativos
§32.22 Activos (fientes)
§32.23 Distinción entre transitivo e intransitivo
§32.24 Verbos con dos objetos (factitivos)
§32.3 Modo
§32.31 Indicativo
§32.32 Imperativo
§32.33 Subjuntivo no se encuentra en el hebreo
§32.34 Cohortativo
§32.35 Yusivo
§32.36 Omitido arbitrariamente
§32.37 Participio
§32.38 Infinitivo Constructo
§32.39 Infinitivo Absoluto
§32.4 Voz
§32.41 Activa
§32.42 Pasiva
§32.5 Aspecto o tiempo (Aktionsart)
§32.51 Perfecto, acción ya pasada o completa (pretérito)
§32.52 Imperfecto, acción incompleta, sin acabar
§32.53 Imperfecto consecutivo
§32.54 Perfecto consecutivo
§32.6 Omitido
§32.7 Omitido
§32.8 Estructuras derivadas
§32.81 Estructura D
§32.82 Estructura H
§32.83 Estructura N
§32.84 Estructura HtD
§33. El sujeto expreso del verbo
§33.1 El sustantivo como sujeto
§33.11 Concordancia con el verbo
§33.12 Sujeto compuesto
§33.13 Un sustantivo modificado como sujeto
§33.2 El pronombre como sujeto
§33.21 El pronombre personal; cuándo se usa
§33.23 El pronombre interrogativo como sujeto
§33.24 El pronombre indefinido como sujeto
§33.25 El pronombre demostrativo como sujeto
§33.26 El pronombre relativo como sujeto
§33.3 El adjetivo sustantivado como sujeto, cf. §33.13
§33.4 Participio como sujeto del verbo
§33.5 Infinitivo constructo como sujeto
§33.6 Cláusula nominal como sujeto
§33.61 Con verbo impersonal
§34. El complemento del verbo
§34.1 Objeto directo del verbo transitivo
§34.11 Sustantivo o pronombre como objeto directo
§34.113 La partícula ‫ ֵּאת‬como signo del objeto directo
§34.1131 Cuándo está determinada una palabra
§34.12 Frase nominal o cláusula nominal como objeto directo
§34.13 Discurso directo como objeto directo
§34.14 Discurso indirecto como objeto directo (cf. §38.82)
§34.15 Omitido en hebreo
§34.16 Participios y adjetivos verbales que requieren un objeto directo
§34.19 Omisión del objeto directo cuando es un pronombre
§34.2 Acusativo interno
§34.21 No es necesariamente de la misma raíz
§34.22 Acusativo adverbial
§34.3 Los verbos factitivos (causativos) requieren dos objetos
§34.31 Verbos de llamar, nombrar, escoger, etc.
§34.32 Verbos de pedir, contestar, desear, demandar, etc.
§34.33 Verbos de hacer, formar, etc.
§34.34 Acusativo interno como complemento objetivo (u objeto complementario)
§34.35 Verbos de las estructuras D y H que requieren un complemento objetivo
§34.4 Pronombres afijados como objeto directo
§34.41 Uso de ‫ ֵּאת‬con sufijo pronominales
§34.42 Cuando los dos objetos, el directo y el complementario, son pronombres
§34.43 El infinitivo constructo con sufijo

§34.5 ‫ היה‬requiere complemento objetivo cuando significa ‘llegar a ser’, ‘venir a la


existencia’
§34.6 Omitido
§34.7 Infinitivo absoluto como objeto directo
§34.8 Infinitivo constructo como objeto directo
§34.81 Este inf. cstr. puede requerir su propio objeto directo
§34.82 El infinitivo complementario
§34.9 El participio suplementario
§35. El modificador del verbo
§35.1 El objeto indirecto
§35.11 Con -‫ל‬
§35.2 Adverbio
§35.21 Formados con sustantivos
§35.22 Partícula negativa
§35.23 Adverbio interrogative
§35.3 Frase adverbial
§35.32 Participio o frase nominal como modificador del verbo
§35.4 Cláusula adverbial
§35.41 Con un participio
§35.42 Con un infinitivo constructo
§35.43 Con un infinitivo absoluto
§35.5 Acusativo adverbial
§35.6 Infinitivo absoluto
§35.7 Sustantivo en constructo con el verbo
§35.71 ‫ֲאׁשר‬
§36. El modificador del sustantivo
§36.1 Adjetivo atributivo
§36.11 El adjetivo concuerda con el sustantivo
§36.111 Dos sustantivos con un adjetivo
§36.112 Con un sustantivo colectivo
§36.113 Con ‫ֹלהים‬
ִּ ‫ֱא‬
§36.114 Sustantivo en dual
§36.115 Sustantivo con más de un modificador
§36.12 Posición del adjetivo
§36.13 Adjetivos y sustantivos
§36.14 Adjetivos numerales en §36.9
§36.15 El sustantivo ‫כֹּל‬

§36.2 El artículo determinado


§36.21 Evolución tardía
§36.22 Importancia para propósitos exegéticos
§36.23 Omisión del artículo determinado
§36.24 Observaciones importantes
§36.3 Sustantivo en genitivo
§36.31 Anexión (constructo, ‫) ְס ִּמיכּות‬
§36.311 El sustantivo regente (nomen regens)
§36.312 El sustantivo regido (nomen rectum)
§36.313 Un sustantivo regente con un regido
§36.314 Nada puede intercalarse entre sustantivos anexados
§36.315 Anexión evitada de propósito
§36.32 Usos de anexión
§36.4 Frase preposicional
§36.41 Las preposiciones en forma ligada
§36.411 -‫ב‬

§36.412 -‫ל‬

§36.413 -‫כ‬

§36.414 ‫ִּמן‬
§36.42 Preposiciones en forma libre
§36.43 Cada preposición con un sólo objeto
§36.5 El pronombre
§36.51 El pronombre no se declina
§36.52 Sufijo pronominal
§36.53 Pronombre personal para aclarar o dar énfasis
§36.54 Pronombre demostrativo
§36.57 La cláusula relativa
§36.6 Aposición
§36.61 Un sustantivo en aposición
§36.62 Frase aposicional
§36.63 Infinitivo constructo
§36.64 Participio
§36.65 Cláusula aposicional
§36.66 Vocativo
§36.7 Participio o cláusula participial
§36.8 Omitido
§36.9 Numeral
§36.91 1
§36.92 2 hasta 10
§36.93 11 hasta 19
§36.94 Múltiplos de 10
§36.95 100 y 1.000
§36.96 Omisión de unidades de medida, peso, días
§36.97 Ordinales
§37. El modificador de un modificador
§37.1 Modificador de un adjetivo
§37.2 Modificador de un genitivo adjetival
§37.3 Modificador de un modificador aposicional
§37.4 Modificador de una frase adverbial
§38. Oraciones compuestas y complejas
§38.1 La oración compuesta
§38.11 Cláusulas conjuntivas
§38.12 Cláusulas adversativas o disyuntivas
§38.13 Parataxis e hipotaxis
§38.14 Cláusulas correlativas
§38.2 La oración compleja
§38.21 Cláusula subordinada
§38.22 La conjunción subordinada
§38.23 El sustantivo en constructo puede expresar subordinación
§38.3 Cláusula substantiva (nominal)
§38.31 Como sujeto del verbo
§38.32 Como objeto del verbo
§38.4 Cláusula adjetival
§38.41 Como modificador del sujeto o predicado de una cláusula sin verbo
§38.42 Como modificador de un sujeto u objeto del verbo
§38.43 Como modificador de un objeto indirecto u objeto de una preposición
§38.44 Como modificador de otro modificador
§38.45 Como aposición
§38.46 El pronombre retrospectivo
§38.5 Cláusula adverbial
§38.51 Cláusula temporal
§38.52 Cláusula local
§38.53 Cláusula causal
§38.54 Cláusula de propósito (final)
§38.55 Cláusula de resultado
§38.56 Cláusula circunstancial
§38.6 Cláusulas de condición o concesión
§38.61 Oración condicional
§38.611 Prótasis
§38.612 Apódosis
§38.62 Variables en oraciones condicionales
§38.621 Variables de tiempo
§38.622 Grados de realidad
§38.63 Expresión de modo en el hebreo
§38.631 Yuxtaposición de cláusulas
§38.632 Partículas condicionales
§38.633 Aspecto del verbo en las condiciones
§38.64 Estudio de la teoría en textos específicos
§38.641 Condiciones simples
§38.642 Condiciones generales
§38.643 Condiciones futuras
§38.644 Condiciones contrarias a la realidad
§38.645 Otros análisis
§38.646 Otras partículas introductorias
§38.647 ‫ לּו‬en prótasis sin apódosis
§38.648 Juramentos y aseveraciones (afirmaciones)
§38.649 Elipsis
§38.65 Cláusula concesiva
§38.66 Condición dentro de una condición
§38.7 Cláusula de comparación
§38.71 Por yuxtaposición de cláusulas
§38.72 Partículas introductorias
§38.73 Cláusulas nominales como cláusulas adverbiales
§38.74 Conjunciones correlativas
§38.8 Discurso directo e indirecto
§38.81 Discurso directo (oratio recta)
§38.82 Discurso indirecto (oratio obliqua)

TABLAS Y PARADIGMAS
Reglas
Tabla A El Alfabeto (evolución histórica)
Tabla B Las Consonantes
Tabla C Las Vocales
Tabla D Hebreo Manuscrito
Tabla E Esquema de la Vocal Breve
Tabla F Esquema de los Diptongos
Tabla G Esquema del Artículo Determinado
Tabla H Los Sufijos Pronominales
Tabla J Los Números
Paradigma V-1 Sinopsis del Verbo Hebreo
Paradigma V-2 Sinopsis de la Estructura Q Perfecto
Paradigma V-3 Sinopsis de la Estructura Q Imperfecto
Paradigma V-4 Sinopsis de la Estructura D
Paradigma V-5 Sinopsis de la Estructura H
Paradigma V-6 Sinopsis de la Estructura N
Paradigma V-7 Sinopsis de la Estructura HtD
Paradigma S-1 Sustantivos con Dos Consonantes (CvC, Cv̂C)
Paradigma S-2 Sustantivos con Una Vocal (CvCC)
Paradigma S-3 Sustantivos Femeninos de CvCC
Paradigma S-4 Sustantivos con Dos Vocales Breves (CvCvC)
Paradigma S-5 Sustantivos Femeninos de CvCvC
Paradigma S-6 Sustantivos con Una Vocal Larga y Una Breve (Cv̂CvC)
Paradigma S-7 Sustantivos con Una Vocal Breve y Una Larga (CvCv̂C)
Paradigma S-8 Sustantivos con Dos Vocales Largas (Cv̂Cv̂C)
Paradigma S-9 Sustantivos con la Segunda Radical Duplicada (CvC2vC)
Paradigma S-10 Sustantivos con la Tercera Radical Duplicada (CvCvC2)
Paradigma S-11 Sustantivos con Reduplicación (qetaltal, qalqal)
Paradigma S-12 Sustantivos con Elementos Prefijados
Paradigma S-13 Sustantivos con Elementos Sufijados
Paradigma S-14 Sustantivos de Formación Irregular
VOCABULARIO BÁSICO
EL LIBRO DE ESTER

ILUSTRACIONES
Ilustración 1 La Inscripción de Siloé
Ilustración 2 Papiro Egipcio Arameo del Siglo 5 a.C.
Ilustración 3 El Comentario de Habacuc (1QpHab)
Ilustración 4 Pergamino Manuscrito de Fecha Reciente
Ilustración 5 Una Página de la Biblia Letteris
Ilustración 6 Una Página de la ‘Biblia de Kittel’ (BH3)
Ilustración 7 Hebreo del Siglo 12 de Izbet Sartah
Ilustración 8 La ‘Biblia de Stuttgart’ (BHS)
Ilustración 9 Los Organos del Habla
GRAMÁTICA

INTRODUCCIÓN

§01. El hebreo pertenece a la familia de lenguas semíticas, lenguas emparentadas,


como el acadio (asirio y babilonio), árabe, arameo y siríaco, etíope, fenicio, ugarítico, etc.
Al hebreo, fenicio y otros dialectos vecinos se les denomina con frecuencia dialectos
cananeos. Cf. E. Kautzsch, ed., Gesenius’ Hebrew Grammar, 2a ed. rev. por A. E. Crowley
(1909; repr. Oxford: Clarendon Press, 1963), §§1–2 (citado desde ahora como Ges).
§01.1 Para más información y literatura sobre las lenguas semíticas véanse W. S.
LaSor, A Basic Semitic Bibliography (Annotated), (Wheaton: Van Kampen, 1950), y J. H.
Hospers, Basic Bibliography of the Semitic Languages, 2 vol. (Leiden: Brill, 1972–1974).1
§02. Hebreo bíblico es el nombre usado para el hebreo del Antiguo Testamento.
Incluye algunas formas arcaicas, algunas formas tardías, y las etapas de evolución
lingüística entre estos dos extremos. Este período de tiempo (por lo menos tan grande como
entre el inglés de Chaucer [siglo XIV] y el inglés moderno) frecuentemente causa
dificultades al estudiante con las ‘llamadas’ irregularidades. Complica el problema aún
más, el hecho de que la vocalización del hebreo bíblico representa la pronunciación de
aproximadamente el siglo VII d.C., e incluye varios cambios vocálicos que transcurrieron
entre el tiempo de la Septuaginta (siglo III a.C.) y en algunos casos incluso durante el
tiempo de la Vulgata (siglo IV d.C.) y los masoretas. El principiante debe tener en cuenta
estos fenómenos cuando los encuentre, pero no debe intentar aprenderlos durante los
estudios preliminares.
§03. Las lenguas semíticas son lenguas habladas por los pueblos de la península
árabe y las regiones adyacentes al norte, oeste y sur, que tienen características comunes ya
que presentan un origen común (cf. §03.3).
§03.1 Una característica de las lenguas semíticas es la posición dominante de las
consonantes, que sustentan la idea básica, mientras que las vocales (y ciertos esquemas de
consonante y vocal) dan el sentido específico de las palabras. Como la mayoría de palabras
tiene tres consonantes básicas, esta característica se describe como triconsonantismo.

1
LaSor, W. (2001). Manual de hebreo bíblico, volumen 2: Un método inductivo basado en el texto
hebreo del libro de Ester (pp. 1–41). Bogotá, Colombia: Centros de Literatura Cristiana.
§03.11 Las consonantes que llevan la idea básica se denominan radicales. A veces con
raíces triconsonantes se usa el término ‘triliteral’, pero como algunas lenguas semíticas se
escriben en estructura silábica más que en forma alfabética, este término es impreciso.
§03.12 Fue un error de los semitistas de generaciones anteriores, repetido aún hoy, el
intentar forzar todas las palabras hacia raíces originales (hipotéticas) de tres consonantes.
Un buen número de palabras básicas (como ‘mano’, ‘espalda’, ‘boca’, ‘padre’, etc.) en el
más temprano nivel conocido son biconsonánticas, y algunas tal vez incluso
monoconsonánticas. Unas pocas son cuatriconsonánticas (cf. la palabra ‘cuatro’). Cf. §24.1.
§03.2 Una segunda característica de las lenguas semíticas es el sistema verbal. A
diferencia de las lenguas indoeuropeas que conocemos, las lenguas semíticas no tienen un
sistema de tres tiempos; es decir, en una forma muy simplificada, pasado, presente y futuro.
Por el contrario, hay algo semejante al aspecto, según el cual la forma verbal describe un
hecho o estado que está completo o incompleto, acabado o inacabado, en el tiempo
sugerido por el contexto. Así un “presente” se puede usar para una acción o un estado en el
presente o en el futuro, o incluso para una acción incompleta en el tiempo pasado.
§03.21 Un segundo fenómeno del sistema verbal, es el uso de las estructuras derivadas
(incorrectamente llamadas ‘conjugaciones’; el término hebraico binyān, que significa
‘edificio’, ‘construcción’ o ‘estructura’ es preferible) para indicar acción simple, intensidad,
repetición, causatividad, etc. Véase §28.
§03.22 El aspecto (tiempo, Aktionsart) y el cambio de estructura de la raíz verbal se
establece por medio de alteraciones del esquema consonántico y vocálico, usualmente con
la adición de ciertos prefijos, sufijos e infijos. Véase §27.
§03.3 Ya que las similitudes de fonología, morfología, sintaxis y vocabulario de las
lenguas semíticas son muy comprobables, es razonable asumir que estas lenguas tuvieron
un origen común. Proto-Semítico (PS) es el nombre dado a una lengua hipotética originaria.
Las formas PS son hipótesis, basadas en principios que explicarán las formas derivadas
conocidas. No existen verdaderas formas PS sino por coincidencia o accidente. No hay
muestras existentes del ‘Proto-Semítico’.
§03.4 No hay acuerdo general sobre la subagrupación de las lenguas semíticas, las
cuales muchas veces son agrupadas geográficamente en semítico oriental (acadio) y
semítico occidental. Este último se divide aún entre semítico del noroeste (ugarítico,
hebreo, fenicio, arameo, etc.) y semítico del sudoeste (árabe del norte, árabe del sur,
etiópico, etc.). Los fenómenos lingüísticos, sin embargo, no siempre coinciden con la
distribución geográfica.
§03.41 El hebreo es una de las lenguas-H, en contraste al babilonio que es una lengua-
Š. Esta distinción se basa en la estructura causativa (Hifil/Shafel) y los pronombres hû/šû,
hî/šî, etc.
§03.5 Se ha indicado que las lenguas semíticas están más estrechamente relacionadas
entre sí que las clasificadas como indoeuropeas. Un grupo más grande, que incluiría ciertas
lenguas del norte de África, con frecuencia llamadas lenguas camito-semíticas, es más
comparable a la índole compleja de la familia indoeuropea, mientras que las lenguas
semíticas son más bien comparables a una subfamilia como las lenguas románicas o
germánicas. Los estudios camito-semíticos aún están en su infancia a causa de la pobreza
de materiales ‘hamíticos’, aparte de las nociones encontradas en egipcio y bereber.
§03.6 El hebreo moderno es un renacimiento del hebreo bíblico tardío tras un intervalo
de muchos siglos, durante los cuales se desarrolló el hebreo mishnaico. Con la excepción
de muchos añadidos del hebreo mishnaico, del arameo y de otras lenguas (no semíticas), el
hebreo moderno no es muy diferente del hebreo bíblico. Como el hebreo ya es una lengua
viva, un número creciente de maestros usa las reglas modernas de pronunciación en vez de
las ‘clásicas’ del hebreo bíblico.
§04. Para aprender un idioma es necesario aprender la gramática y sus nociones. Esto
incluye el estudio de la pronunciación, la formación y el significado de las palabras en el
idioma, y de cómo las palabras se unen para formar frases inteligibles. Así que el estudio de
un idioma consta de fonología, morfología, vocabulario y sintaxis. Por lo tanto, la segunda
parte de este manual contiene las siguientes partes: 1) fonología, 2) morfología, 3) sintaxis,
y 4) vocabulario básico. Cf. Eugene A. Nida, Learning a Foreign Language (New York:
Friendship Press, 1957), que es muy recomendado.
§04.1 Fonología es el estudio de los fonemas, es decir, las unidades fónicas, que
adquieren sentido cuando son utilizadas para formar palabras y frases. Utilizamos ‘frases’
en esta definición porque en algunos idiomas hay sonidos que aparecen en frases y no en
palabras. El primer plano lingüístico es el fonológico que incluye el estudio de la fonología
y de la fonética. Todas las secciones en este primer plano son enumeradas con el número l
en el lugar de las decenas (e.d. §10., §11., §11.1, §11.2, etc.).
§04.11 En sentido estricto, los sonidos de un idioma sólo pueden estudiarse en forma
hablada. Pero cuando tratamos con lenguas antiguas, tenemos acceso sólo a formas escritas,
a grafemas que se suponen correspondientes a los fonemas (unidades de fonología) o a los
sonidos (unidades de fonética) de esas lenguas. Por lo tanto, el estudio de los grafemas (la
forma escrita) es subsidiario al estudio de la fonología. El estudiante debe tener siempre en
cuenta que las grafías no todas las veces representan exactamente los sonidos que los
símbolos intentan expresar (cf. ough en INGL tough, thought, though, through, slough,
etc.). Por ejemplo, es común en el habla castellana confundir los fonemas /y/ y /ll/ en
palabras como cayó, calló, lluvia, caballo, etc.
§04.12 Cuando la escritura de un idioma tiene una forma desconocida para quienes no
saben el idioma, se suele usar un sistema de transliteración. Por razones obvias usamos un
sistema que se puede reproducir a máquina de escribir en un alfabeto romano modificado.
§04.2 Morfología es el estudio de formas flexionadas de las palabras, es decir, cómo
se modifican para mostrar las categorías gramaticales. El segundo plano de la gramática
trata de la morfología. Los párrafos en éste van enumerados con el número 2 en el lugar de
las decenas (e.d. §20, §20.1, §21.2511, etc.).
§04.21 Las lenguas se definen como aislantes, aglutinantes o flexivas según la manera
en que indican la relación entre las palabras. En un idioma aislante, como el chino y, en
buena medida, el inglés moderno, la relación se demuestra solamente por el orden de las
palabras. Así ‘John hit Joe’ significa algo muy distinto de ‘Joe hit John’. En un idioma
aglutinante como el sumerio o el turco moderno, la relación se demuestra por elementos
añadidos a las palabras. En un idioma flexivo, la raíz o la estructura se modifica por medio
de los prefijos, infijos, sufijos y otros elementos formativos para construir la palabra y para
demostrar la relación entre las palabras. En el inglés los elementos de flexión permanecen
en palabras tales como he, him, his y ride, riding, rode, ridden, etc. En el español quedan en
los restos latinos de los pronombres personales y en la conjugación verbal.
§04.22 El hebreo, como todas las lenguas semíticas, es una lengua de flexión.
Categorías gramaticales como género, número, estado, persona, aspecto (tiempo), etc., se
indican por elementos morfológicos (cambios en la forma).
§04.3 Sintaxis es el estudio de la manera de coordinar y unir las palabras para dar
sentido y formar oraciones. Conocer el vocabulario es una condición necesaria para
comprender un idioma, pero no es suficiente. Asignar los equivalentes españoles a las
palabras de una oración hebrea sería solamente un ejercicio de sustitución. Sin conocer la
relación de esas palabras, es decir, la sintaxis de la lengua, la oración no tiene sentido. Lo
mismo ocurre en el español. Note, por ejemplo, qué pasaría si las palabras de la primera
oración de este párrafo fueran copiadas en un orden indiscriminado. La nueva oración no
tendría sentido: ‘De manera coordinar es estudio el de y palabras la unir sintaxis dar para
sentido oraciones formar y las’. El tercer plano de esta gramática trata de la sintaxis. Todos
los párrafos en éste van señalados con el número 3 en el lugar de las decenas (e.d. §30.,
§30.1, §30.351, etc.).
§04.4 Sin importar cuánto conozcamos de fonología, morfología y sintaxis, no
podríamos comprender una lengua si no supiéramos los significados de las palabras. Así
que, el dominio del vocabulario es esencial para estudiar una lengua.
§04.41 ¿Cuánto vocabulario debe conocer un estudiante de cualquier idioma? Es lógico
que cuantas más palabras conozca, tanto más puede leer, y quizá más rápidamente. Pero no
todas las palabras tienen el mismo valor. De hecho es muy importante conocer las palabras
que aparecen con más frecuencia que las que aparecen menos veces. Los estudios
lingüísticos modernos recalcan un vocabulario básico, y en este manual hemos seguido ese
principio. El cuarto plano de la gramática contiene un vocabulario básico de hebreo.
§04.42 Hay aproximadamente 1.100 palabras que aparecen en la Biblia hebrea con una
frecuencia de 25 o más veces. Si el estudiante aprende este vocabulario de memoria, podrá
leer con rapidez grandes secciones, sobre todo en la literatura narrativa. También hay
algunas palabras de menos frecuencia que tienen una significación teológica importante las
cuales también deben aprenderse. Además, hay palabras que, aunque tienen una frecuencia
baja en la Biblia hebrea, tienen una frecuencia relativamente alta en algún libro
determinado. De hecho, para leer con facilidad y comprensión ese libro, el conocimiento de
tal vocabulario distintivo es vital, pero en la cuestión de la adquisición del vocabulario
básico, tales palabras son de importancia secundaria. Sin embargo, las palabras que se
repiten con mayor frecuencia, en un solo libro (ej. Sélāh 74x, 71x en Salmos), pueden
considerarse de importancia secundaria con respecto al vocabulario básico.
§04.421 Se espera que el estudiante aprenda durante el primer año 700 de las palabras
del vocabulario básico, debe esforzarse para aprender otras 700 en el segundo año. En
realidad, la adquisición y el repaso del vocabulario constituyen un proceso que debe
continuarse a lo largo de nuestra vida si queremos tener fácil acceso al AT en las lenguas
originales.
§04.43 Y, ¿qué de las palabras que no están en el vocabulario básico? Como se ha
indicado antes (§04.42), el estudiante mismo debe informarse del vocabulario distintivo, si
lo hay, para cualquier libro que desee leer. Entonces, un buen diccionario, aunque sea
breve, será suficiente para el propósito de una lectura amplia (ej. William L. Holladay, ed.,
A Concise Hebrew and Aramaic Lexicon of the Old Testament, Grand Rapids: Wm. B.
Eerdmans, 1971). Para un estudio detallado de un pasaje específico, es indispensable un
diccionario amplio que contenga los contextos y los usos especiales de las palabras (ej.
Francis Brown, S. R. Driver, and Charles A. Briggs, A Hebrew and English Lexicon of the
Old Testament, New York: Houghton-Mifflin Co., 1906). Sin embargo, no debemos
sentirnos obligados a buscar una definición para cada palabra desconocida que
encontremos. Con frecuencia podemos adivinar el significado por el contexto. Este es
especialmente el caso, por ejemplo, con sustantivos de poca frecuencia los cuales pueden
ser derivados de una raíz verbal ya familiar al estudiante. Con el conocimiento de varias
maneras de formar sustantivos (§§24, 24.2), el estudiante podrá deducirlo.
§05. La traducción es el proceso de transferir el pensamiento expresado en un idioma
a otro, preferiblemente en palabras y sintaxis equivalentes. ‘Equivalente’ no necesariamente
quiere decir una transferencia exacta, palabra por palabra. La idea que un autor intenta
impartir en un idioma es lo que tiene que ser transferido al segundo idioma. Las palabras y
la sintaxis de los respectivos idiomas controlan la idea en cada uno de ellos. Así que la
traducción es un intento de poner la idea definida por las palabras y la sintaxis de un
idioma en las palabras y la sintaxis de un segundo idioma de tal manera que definan la
misma idea.
§06. El sistema numérico en este manual es decimal y lógico.
§06.1 Los números deben leerse como decimales; así ‘§10.’ (leído ‘sección diez’) =
§10.0000, ‘§11.1’ (‘sección once punto uno’) = §11.1000, y ‘§12.12’ (‘sección doce punto
uno dos’) = §12.1200. Así que §04.421 se encuentra después de §04.42 pero antes de
§04.43, etc.
§06.2 También el sistema es lógico, y las subsecciones se indican por la adición del
próximo decimal. Por lo tanto, §27.41, §27.42, etc., deben leerse como el desarrollo (e.d.
amplificaciones o excepciones) de §27.4. Generalmente una subsección de 3 o 4 decimales
debe leerse como parte integrante de la sección que se está desarrollando, y no debe
tomarse fuera del contexto.
Las secciones §07.–§09. se omiten arbitrariamente.

El Sistema Numérico
Los planos principales se indican por los múltiplos de diez:
§10. Fonología
§20. Morfología
§30. Sintaxis
La subdivisión primaria de planos se indica por las unidades:
§10. Fonología
§11. Ortografía
§12. La consonante
§13. Cambios fonéticos (consonantales)
§14. Las vocales
§15. Alteración vocálica
§16. La sílaba
§17. El acento tónico
La subdivisión secundaria se indica por el primer decimal:
§27. Morfología verbal, estructura Q
§27.1 Formas finitas, con flexión
§27.2 Perfecto (aspecto completo)
§27.3 Imperfecto (aspecto incompleto)
§27.4 Imperativo
§27.5 Yusivo y cohortativo
§27.6 Formas no finitas, participios e infinitivos
La subdivisión terciaria se indica por el segundo decimal:
§32.3 Modo
§32.31 Indicativo
§32.32 Imperativo
§32.33 Subjuntivo
§32.34 Cohortativo
§32.35 Yusivo
§32.36 [Omitido]
§32.37 Participio
Subdivisiones adicionales se indican por el tercer decimal:
§36.32 Usos del genitivo [anexión]
§36.321 Genitivo atributivo
§36.322 Genitivo posesivo
§32.323 Genitivo subjetivo
§32.324 Genitivo objetivo
§32.325 etc.

PRIMERA PARTE. FONOLOGÍA

§10. La fonología (plano fónico de la lengua) es aquella parte de la gramática que


trata de los elementos fonémicos y fonéticos de una lengua (que se identifican más o menos
con las consonantes y las vocales que los representan), más el acento, las sílabas y cómo se
emplean, la alteración consonántica y vocálica, y otros fenómenos parecidos.
§10.1 La fonética es el estudio de los sonidos. Incluye la descripción de cómo se
producen los sonidos, su clasificación, su relación entre sí, su mutua influencia y sus
cambios o alteraciones en la historia de una lengua o grupo de lenguas.
§10.11 Para tener un modelo fundamental en la descripción fonética, debe usarse un
sistema de transcripción fonética. Aquí utilizamos una modificación del alfabeto de la
Asociación Internacional de Fonética (IPA) cuando es necesario.
§10.111 La descripción fonética se presenta entre corchetes: [3].
§10.112 El estudiante debe tener en cuenta que la pronunciación del hebreo a) en el
tiempo cuando el libro de Ester fue escrito, b) en el tiempo de la puntuación masorética, y
c) en el lenguaje moderno, para no mencionar la pronunciación ‘clásica’ artificial, son
completamente diferentes. Varias de nuestras discusiones estarán basadas en un estudio
comparativo y muchas veces hipotético.
§10.2 La fonémica es el estudio de los fonemas, que son las unidades de sonido
significativas más pequeñas en una lengua determinada. La fonémica también incluye el
estudio de la historia de los fonemas individuales y la alteración fonética que han tenido.
§10.21 Es costumbre representar los fonemas entre líneas oblicuas: /s/. Nótese que el
verdadero valor fonético del fonema puede ser distinto de lo que el símbolo sugiere. Así el
fonema PS /θ/ está reflejado por el ARAB /ṯ/ definido fonéticamente como [θ], mientras se
refleja por el HEB /š/, fonéticamente definido como [∫] o [š].
§10.22 No en todas las áreas lingüísticas se distinguen los mismos fonemas y de ahí la
dificultad en conseguir una correcta pronunciación fonemática en algunas lenguas. Así los
angloparlantes [e hispanohablantes] tienen dificultad en reconocer la diferencia entre el
árabe kalb [kεlb] ‘perro’ y qalb [qεlb] ‘corazón, mente’.
§10.23 Un fonema puede darse en formas fonéticamente diferenciadas en un idioma
determinado. Tales sonidos se llaman alófonos.
§10.3 La ortografía es el método de escribir una lengua. Los fenómenos de la
ortografía no se deben confundir con los datos de la fonética y la fonémica. Sin embargo,
como lo escrito es el único medio que tenemos para reconstruir los sonidos que los
escritores intentaban representar, hemos de tenerla en cuenta.
§10.31 La mayoría de los sistemas de escritura no fueron inventados por la gente que
los usaba y por esto no encajan ni en la fonética ni en la fonémica del idioma. Piénsese por
ejemplo en la adaptación del alfabeto latino a cada una de las lenguas occidentales, con
variedad de fonemas entre ellas. No hace falta decir que esto complica muchísimo el
aprender a escribir una lengua o el reproducir los sonidos o fonemas de la forma escrita.
§10.311 Aquí es donde la ortografía confunde el estudio de la fonética. Porque un cierto
fonema se represente por /š/, podríamos asumir, sin analizarlo bien, que el sonido [∫] (como
sh en el inglés ship). Esto tal vez puede ser cierto para una etapa tardía de la lengua, pero
no para una etapa más primitiva. Por ejemplo, los griegos tomaron prestado el šîn fenicio y
no el sāmeḵ para sigma; por otro lado, tomaron prestado sāmeḵ para xi. No podemos
ignorar esto y asumir que sāmeḵ siempre y en todas las lenguas semíticas ha sido
pronunciado como [s], o que šîn y correspondencias en arameo, ugarítico y acadio se
pronunciaban [š].
§10.32 Cuando la ortografía no es fácilmente reconocible por el estudiante, o no se
puede reproducir fácilmente en forma escrita o en letras de imprenta, se emplea un sistema
de transliteración. Un sistema tal no es fonémico ni fonético, aunque a veces puede
aproximarse a uno o a otro, o aún a los dos. Por ejemplo, bêṯ con dagesh (‫ )ב‬se puede
transliterar como b o bb geminado, según su posición en una palabra. En realidad, la
transliteración se usa a menudo en este manual para mostrar si el dagesh es suave
(‘oclusivador’) o fuerte (‘reduplicador’) (§11.43). La transliteración generalmente se indica
por letra bastardilla.
§10.4 El lenguaje es comunicación por medio de sonidos con significado, o la forma
hablada de una lengua. La escritura es el habla en forma escrita, o el lenguaje reducido a un
sistema de símbolos que tienen sentido para la comunidad que emplea el idioma.
§10.41 Los sonidos que se emplean para producir el lenguaje se llaman vocales y
consonantes. La vocal es el sonido básico (donde el aire sale sin interrupción), y la
consonante es una interrupción o restricción en la expulsión del aire. Las sílabas son
resultado de la composición de consonantes y vocales. Una o más sílabas que forman una
unidad y que comunican una idea constituyen una palabra. Al hablar no decimos palabras
aisladas, sino oraciones, que expresan el pensamiento por una o más palabras.
§10.42 La vocal es el sonido básico del lenguaje, producido por la vibración de las
cuerdas vocales. El sonido se modifica por el ángulo de la mandíbula, la posición de la
lengua y el contorno de la abertura de la boca. Cualquier interrupción o restricción del
sonido, en todo caso, es considerada como una consonante.
§10.421 Hay varias maneras de describir las distintas vocales, pero yo he encontrado que
el ‘triángulo vocálico’ es la más fácil. En un ápice, la vocal [a] (como en el castellano vaca)
representa la vocal que se produce con la mandíbula abierta y la lengua plana. En el
segundo ápice, la vocal [i] (como en el castellano hijo) representa la vocal que se hace con
el ángulo de la mandíbula cerrado y la punta de la lengua levantada detrás de los dientes.
En el tercer ápice, la vocal [u] (como en el castellano cu de la letra q) se hace con el ángulo
de la mandíbula cerrado, los labios redondos y la parte posterior de la lengua levantada.
Todas las demás vocales se producen en posiciones entre dos de estos ápices. Véase Tabla
C.
§10.43 La consonante es un elemento del habla que interrumpe o restringe el paso del
aire, bien sea que el sonido se produzca en ese instante o no.
§10.431 Las consonantes se describen indicando 1) si la voz se usa en el momento de la
articulación, 2) el lugar de la articulación (e.d. el uso de los labios, los dientes, la lengua, el
paladar, la úvula o la glotis para interrumpir o restringir el sonido), y 3) la naturaleza de la
interrupción o la restricción.
§10.4311 Si la voz se emplea en el momento de la articulación, la consonante se describe
como sonora. Si la voz no se emplea en el momento de la articulación, la consonante se
describe como muda o sorda. Nótese que la voz se emplea con la vocal en todo caso.
§10.4312 La descripción de los lugares de articulación clasifica a las consonantes en: a)
labial (o bilabial, los labios); b) labiodental (el labio inferior contra los dientes superiores);
c) dental (o interdental, la lengua entre los dientes); d) alveolar (o dental; la lengua contra
los alvéolos tras los dientes superiores); e) palatal (la región tras de los alvéolos, la parte
superior de la boca); f) velar (la aproximación o contacto del dorso de la lengua y el velo
del paladar); g) uvular (el dorso de la lengua contra la parte media y colgante del velo
palatino); h) glotal (constriñendo la garganta). A veces se utilizan términos como
‘alveopalatal’, ‘velo dorsal’, ‘faringal’, etc. Véase Ilustración 9.
§10.4313 La naturaleza de la interrupción o restricción se describe como: a) oclusiva
(interrupción completa del sonido), b) fricativa (o continua; el sonido está restringido, pero
no ocluido por completo en el lugar de la articulación), c) nasal (el sonido se dirige a través
de la nariz), d) sibilante (una fricativa particular que se produce al situar la parte trasera de
la punta de la lengua contra el velo del paladar o en esa región), e) lateral (una fricativa
particular que se produce al situar la punta de la lengua contra el alvéolo mientras el sonido
se escapa por los lados de la lengua), f) vibrante (flap) (una oclusión particular que se
produce al situar la punta de la lengua contra el alvéolo), g) semivocal (una fricativa
producida por los labios o el centro de la lengua cerca del alvéolo).
§10.44 Una sílaba es una vocal o un diptongo separado por una o más consonantes de
las vocales o diptongos que los preceden o los siguen. Esto a veces se llama un ápice de
sonoridad.
§10.441 Se omite en la traducción castellana.
§10.442 Se omite en la traducción castellana.
§11. Ortografía es el término empleado para describir el método de escritura o el
estudio de ella. Incluye no sólo el alfabeto, sino también, como en el caso del hebreo, los
puntos vocálicos, otros puntos, los acentos, y la indicación de las oraciones, la cual
normalmente llamamos ‘puntuación’.
§11.1 El hebreo originalmente se escribía con un alfabeto de 22 consonantes. La
escritura era de derecha a izquierda (←).
§11.11 Para las consonantes y sus equivalentes fonéticos, véase Tabla B.
§11.111 La teoría de que los nombres de las letras describían originalmente lo
representado pictóricamente por las mismas, e.d. que las letras eran originalmente dibujos
(pictogramas), no se puede probar.
ILUSTRACIÓN 1. LA INSCRIPCIÓN DE SILOÉ
Escrita en el tipo de escritura antigua fenicia, posiblemente durante los días de Ezequías (cf. 2
Reyes 20:20), es una de las inscripciones más tempranas que se conocen en hebreo ‘bíblico’.

§11.12 Este alfabeto fue prestado de los fenicios, los cuales, o lo inventaron o lo
tomaron prestado de una fuente desconocida. Para ver las primeras formas de las letras,
véase la Tabla A en la tercera parte del manual.
§11.121 La escritura hebrea más antigua que se conoce se encuentra en el calendario de
Gezer, siglo X a.C. Este calendario, la inscripción de Siloah (siglo VIII a.C.), y los ostraca
de Laquis (siglo VI a.C.) pertenecen todos al tipo de escritura fenicia o cananea. El
tetragramaton ‫ יהוה‬en el comentario de Habacuc de los rollos del Mar Muerto también
está en el tipo de escritura fenicia.

§11.122 Las ‘letras cuadradas’ (‫ְמ ֻרבע‬ ‫ ) ְכתב‬de nuestra Biblia hebrea, según la
tradición judaica y cristiana, fueron introducidas en el tiempo de Esdras (siglo V a.C.).
Parece que los arameos (asirios) habían desarrollado el alfabeto fenicio de una forma un
poco distinta, que llegó a ser conocida como ‫ְכתב‬ ‫ׁשּורי‬
ִּ ‫‘ ֲא‬escritura asiria’. Cf. Hans
Jensen, Die Schrift in Vergangenheit und Gegenwart (Glückstadt: Verlag J. J. Augustin,
s.f.), pp. 193–213; Ges. §5.

ILUSTRACIÓN 2. PAPIRO EGIPCIO EN ARAMEO DEL SIGLO V a.C.

§11.13 En algún momento tras adoptar la escritura aramea, se desarrollaron distintas


formas para cinco consonantes, según su posición final o no final.

§11.131 Las letras con formas finales/no finales son: /k/ ‫כ‬ ‫ך‬, /m/ ‫ם מ‬, /n/ ‫ן נ‬, /p/ ‫ף פ‬,
/ṣ/ ‫ץ צ‬.

§11.1311 En el hebreo puntuado, kap̄ final, si no tiene vocal, siempre se escribe con un
shewa dentro de (no debajo de) la letra: ‫ְך‬.

§11.132 Cuatro de éstas, ‫ך‬ ‫ץ ף ן‬, tienen ‘colas’ que se extienden hacia abajo. Es
probable que estas fueran las formas primitivas y que las partes que descendían se girasen
hacia adentro de la escritura cursiva con la excepción de las que van al final de la palabra.
§11.133 No se ha encontrado distinción entre formas finales y no finales antes del siglo
III a.C.
§11.14 Las letras estaban colgadas de una línea, como indica claramente un examen de
los fragmentos en los manuscritos del comentario de Habacuc perteneciente a los rollos del
Mar Muerto (1QpHab). En otras palabras, el escriba pautó su pergamino, y luego colocó las
letras debajo de la línea, no encima de ella como hacemos nosotros. La parte superior de
todas las letras con la excepción de lāmed ‫ ל‬está al mismo nivel que la línea. La parte
inferior es mucho más irregular. Véase Ilustración 3.

§11.15 El lāmed ‫ל‬, que sobresale por encima de la línea del manuscrito, solía escribirse
de abajo hacia arriba. En la escritura hebrea actual aún se escribe así.
§11.16 También se desarrollaron otras formas del alfabeto hebreo. Primero, la letra
cursiva de la mayoría de los materiales manuscritos (con la excepción de los textos de las
Sagradas Escrituras), se usa hoy por la mayoría de las personas que escriben hebreo.
Desafortunadamente, este alfabeto no suele enseñarse en las escuelas cristianas que enseñan
hebreo. Como es cursivo, es mucho más fácil de escribir que las letras cuadradas. Véase
tabla D. El segundo alfabeto, usado por Rashi (acrónimo de Rabí Solomón ben Isaac) en
sus comentarios sobre las Escrituras será de importancia solamente para aquellos que
desean leer sus obras.
§11.17 Las palabras no se dividen al final de una línea. En algunos MSS HEB y en
algunos textos impresos, ciertas consonantes se extienden hasta el doble de su anchura
normal (o aún más) para llenar la línea. En algunas ediciones impresas, estas letras
extendidas siempre vienen al final de las líneas, pero en MSS se pueden encontrar en
cualquier posición menos la inicial.
§11.2 Posiblemente en el siglo X a.C. y entre la gente de habla aramea, se desarrolló el
uso de ciertos signos consonantales para indicar vocales, primero al final de palabra y
luego, dentro de las palabras. Cf. F. M. Cross y D. N. Freedman, Early Hebrew
Orthography (New Haven: American Oriental Society, 1952).

ILUSTRACIÓN 3. COLUMNA 10 DEL COMENTARIO DE HABACUC


Escrito en escritura asiria (letras cuadradas) a finales de la era (a.C.-d.C.); es un pešer (comentario)
sobre parte de Habacuc (1QpHab). Nótese el uso de la escritura fenicia para el nombre divino ‫יהוה‬
en las líneas 7 y 14. Compárese el original con la transcripción a imprenta moderna.

§11.21 Las letras-vocales (‫ַה ְק ִּריאה‬ ‫ ִּאּמֹות‬, matres lectionis): ‫’ א‬ālep̄ , casi nunca se
emplea como letra-vocal en HEB Bib.; ‫ ה‬hê, generalmente se emplea al final de una

palabra para indicar los sonidos de â- y a veces ê-; ‫ ו‬wāw, se usa para indicar los sonidos de

ô- y u-; y ‫ י‬yōd, generalmente se emplea para indicar los sonidos de i- y e-

§11.211 Durante el Renacimiento el término hebreo fue traducido al latín, y en la


actualidad se usa extensamente en gramáticas cristianas, aunque el latín suele ser un idioma
desconocido. En este manual usaremos el término letras-vocales en vez de matres lectionis.
§11.3 A medida que el hebreo vino a ser una lengua cada vez menos viva, la lectura de
textos sin vocales se hizo más difícil, si no imposible. La pronunciación tradicional fue
preservada por los masoretas, los cuales añadieron signos al texto consonántico para indicar
las vocales.
§11.31 Los masoretas han sido datados entre los años 500–1000 d.C. Eran conocidos
como ba‘ălê hammasôrāh, ‘los dueños de la tradición’. Había por lo menos dos escuelas de
masoretas: una en Babilonia, que nos ha dado la ‘Masorah Oriental’; y la otra en Palestina,
que nos ha dado la ‘Masorah Occidental’.
§11.311 No hay necesidad aquí de ocuparnos de la labor de los masoretas más que en lo
referente a la puntuación. Para una investigación profunda, cf. B. J. Roberts, The Old
Testament Text and Versions (Cardiff: University of Wales, 1951), pp. 40–63, y E.
Würthwein, The Text of the Old Testament (Grand Rapids, Mich.: Wm. B. Eerdmans,
1979), pp. 12–44 [Traducción de la 4a ed. Der Text des Alten Testaments (Stuttgart;
Württembergische Bibelanstalt, 1973)].
§11.312 Tampoco hemos de ocuparnos de la prolongada y continua polémica entre el
deletreo masorah-masoreta y massorah/massoretas. En este manual sigo a la Real
Academia Española para las formas castellanas, Webster para las formas inglesas y a Eben-
Shushan para las formas hebreas. Todos usan una sola ‘s’.
§11.313 Se desarrollaron tres sistemas de puntuación, dos de ellos supralineales (e.d.
encima de la línea consonántica) y el tercero infralineal (debajo de las letras). El sistema
infralineal o tiberiense es el que encontramos en nuestra Biblia hebrea. Véase Ges., §8g, n.
3.

ILUSTRACIÓN 4. UN ROLLO MANUSCRITO DE FECHA RELATIVAMENTE


RECIENTE
Porción de Éxodo (16:4–10). Nótese cómo las letras extendidas llenan las líneas. Obsérvese
también la división de palabras, pero sin indicación de versículos. Compárese el manuscrito con la
tipografía moderna.

§11.32 Los puntos vocálicos en el sistema tiberiense, su valor fonémico y sus nombres
modernos son:

ַָ a pattāḥ

ָ ā qāmāṣ gāḏôl

ָ e seḡôl

ֵָּ ē ṣērē

ִָּ i ḥîrîq

ָ o qāmāṣ qāṭān (ḥāṭûp̄)


ֹּ ָ ō ḥôlām

ָֻ u qubbûṣ

‫ּו‬ û šûrûq

ֲָ ă ḥăṭap̄-pattāḥ

ֱָ ě ḥăṭap̄-seḡôl

ָ ŏ ḥăṭap̄-qāmāṣ

ְָ e
šewâ
Véase Tabla C.
§11.321 Note que qāmāṣ gāḏôl (ā) y qāmāṣ qāṭān (o) se escriben igual. En un tiempo
pasado probablemente se pronunciaban lo mismo, pero ahora hay una diferencia precisa:
[ɑ] y [ɔ], respectivamente.
§11.322 Nótese que ṣērē y ḥîrîq con frecuencia se escriben en un texto consonántico que
contiene letras-vocales (§11.21) y por lo tanto se encuentran con el yōd. Esto se llama
escritura plena (LAT plēnē). En HEB moderno se llaman ṣērē mālē’ y ḥîrîq mālē’ (mālē’ =
‘pleno’).
§11.323 Nótese que el ḥôlām se escribe encima de las consonantes, y es la única
excepción al sistema infralineal.
§11.3231 Nótese también que el ḥôlām frecuentemente se escribe con la letravocal (wāw),
entonces ḥôlām wāw o ḥôlām mālē’.
§11.324 El šûrûq siempre se escribe con un wāw usado como letra-vocal. Cuando tenía
que escribirse el sonido [u] y no había un wāw en el texto consonántico, los masoretas
escribieron qubbûṣ (ָֻ ). Tal escritura sin letra-vocal se llama ‘defectiva’ (LAT defectivē,

HEB ‫)ח ֵּסר‬.

§11.3241 Las expresiones comunes ‘escritura plena (o plēnē)’ y ‘escritura defectiva’ con
frecuencia causan confusión al estudiante. Pregunta, ‘¿Por qué no actuaron los masoretas de
forma consecuente cuando vocalizaron el texto?’ El estudiante debe entender que las letras-
vocales ya estaban allí (o estaban ausentes) antes de que los masoretas encontraran el texto
consonántico. Ellos sólo añadieron los puntos vocálicos al texto consonántico que ya
existía.
§11.3242 Otra expresión común que causa confusión es la referencia al texto consonántico
(TC) como el ‘texto masorético’. El TC fue determinado posiblemente en el Sínodo de
Yamnia (Yabne) a finales del primer siglo, d.C. Los masoretas no tuvieron parte en la
determinación del TC, al que mejor deberíamos llamar ‘el texto recibido’, (textus receptus)
de la Biblia hebrea.
§11.3243 Se puede demostrar claramente por varios hechos, que el TC no fue la única
recensión de la Biblia HEB. Hay numerosas diferencias textuales entre el texto hebreo de
las porciones bíblicas de Qumran (los ‘Manuscritos del Mar Muerto’). Además hay varios
lugares en la versión griega (la Septuaginta, LXX) qué sólo pueden explicarse presumiendo
que había un texto diferente delante de los traductores. Además, las palabras del AT citadas
en el NT frecuentemente no concuerdan ni con el TM ni con la LXX.
§11.325 Nótese que las tres vocales ḥăṭap̄ se escriben como combinaciones del šewâ con
pattāḥ, seḡôl o qāmāṣ qāṭān.
§11.4 Los masoretas añadieron otros puntos al TC, que no deben confundirse con los
puntos vocálicos.
§11.41 En algún momento, ya sea antes o después de que se tomara prestado el alfabeto
fenicio, dos sonidos consonánticos distintos se representaban con el signo šîn, ‫ׁש‬. Según la
pronunciación de los tiempos recientes y modernos, estos son los sonidos [š] y [s]. Los
masoretas colocaron un punto encima del lado derecho para el šîn ‫ׁש‬, y encima del lado

izquierdo para el śîn ‫ׂש‬.

§11.411 Cuando el ḥôlām precede al šîn, se usa un solo punto para representar los dos
hechos: môšêh ‫מׁשה‬. Igualmente, cuando el ḥôlām sigue al śîn, se emplea sólo un punto: ‫ׂש‬

en conjunción con una consonante ‫‘ ֲעׂשה‬ăśōh.

§11.412 Cuando el ḥôlām precede al śîn o sigue al šîn, se colocan dos puntos encima de
la consonante, ‫ ׁש‬šō u ōś: ‫ׁשסע‬
ַ šôsa’; ֹּ ‫ יִּ ְרּפׁש‬yirpōś.
§11.413 La Biblia Hebraica Stuttgartensia no sigue estas reglas para la puntuación del
‫ׁש‬.
§11.42 Un hê consonántico a final de palabra se distingue de un hê vocálico (en la
misma posición) por un punto dentro de la letra, lo cual se llama mappîq: ‫ ּה‬hê-con-
mappîq.
§11.43 Las consonantes geminadas, e.d. una misma consonante repetida sin
intervención de vocal, no se representaban en la ortografía. Los masoretas indicaron tal
geminación poniendo un punto dentro de la letra, el cual se llama dāḡēš.
§11.431 El dagesh que reduplica una consonante se llama dāḡēš ḥāzāq ‘dagesh fuerte’
(LAT dagesh fortē) o dāḡēš kaflān ‘dagesh reduplicador’.

§11.432 El dagesh fuerte generalmente no se encuentra en las letras guturales ( ‫אהח‬


‫ )ע‬ni en el rêš (‫)ר‬.
§11.433 En los textos impresos ordinarios, no hay diferencia entre el wāw con dāḡēš
ḥāzāq (ww) y wāw usado como šûrûq (û). Cuando se escribe con cuidado, el punto en el
šûrûq se encuentra más alto en el wāw que el dagesh.

§11.44 Las consonantes ‫ת‬ ‫ב ג ד כ פ‬, conocidas como beḡaḏkep̄ aṯ o beḡedkép̄ eṯ, se
realizaron fonéticamente tanto en forma oclusiva como fricativa (e.d. alófonos, cf. §10.23 y
§10.4313). Los masoretas indicaron las formas oclusivas poniendo un dagesh dentro de la
letra: ‫ּת‬ ‫ב ּג ד כ ּפ‬.
§11.441 El dāḡēš que marca la oclusividad en las letras begadkepat se conoce como
dāḡēš qal ‘dagesh suave’ (LAT dagesh lēnē) o dāḡēš qašyān ‘dagesh de oclusividad’.
§11.442 Una letra begadkepat que se gemina (§11.43 s.) también se oclusiviza. Entonces,
el dāḡēš sirve para dos propósitos y se conoce como dāḡēš ḥāzāq.
§11.443 En MSS y en algunos textos impresos, se pone sobre una letra begadkepat una
raya o guión horizontal para indicar que es rap̄ ē (‫)רפה‬, es decir, que no tiene dāḡēš. En las
Biblias impresas modernas, casi nunca se usa rap̄ ē.

441 JUDICUM CAP. 21. ‫כא‬

ILUSTRACIÓN 5. UNA PÁGINA DE LA BIBLIA LETTERIS


Nótese la ‘Masorah final’ al final del libro de Jueces. Registra el hecho de que hay 618 versículos
en Jueces, y da una mnemónica para esta cifra. También anota que hay 14 seḏārîm, da una
mnemónica y registra las palabras que se encuentran en el punto central del libro (de Jueces 10:8).

§11.45 Maqqēp̄ (‫‘ ַמ ֵּקף‬amarre’) es una raya o guión horizontal que se coloca a la altura

de los trazos superiores de las letras, para conectar dos o más palabras: ‫כל־יֹום‬. Las
palabras conectadas con un maqqēp̄ tienen un solo acento mayor, colocado en la última de
ellas (§17.121).
§11.451 Ciertas preposiciones y conjunciones de una sola sílaba se escriben casi siempre
con maqqēp̄.
§11.46 La única señal verdadera de puntuación, e.d. la puntuación de una oración, es el
sôp̄ pāsûq (‫ּפסּוק‬ ‫‘ סֹּף‬el fin de la oración’), que se parece algo a nuestros dos puntos (:).
La versificación de la Biblia inglesa [y de la española] generalmente sigue la división
indicada por el uso del sôp̄ pāsûq.
§11.5 El Texto Masorético (TM) contiene muchas señales más, por lo general
llamadas acentos. Originalmente fueron introducidos como una ayuda a la lectura. Luego
llegaron a ser anotaciones musicales y sirven como tal al cantor moderno. Pero para
nuestros propósitos, son útiles porque: 1) dividen la oración en segmentos lógicos y
gramaticales y, 2) generalmente indican la sílaba acentuada de una palabra o un grupo de
palabras.
§11.51 Los acentos son algo distintos en los libros de Salmos, Job y Proverbios
(llamados en HEB ‫ תא״ם‬te’ôm, de las letras iniciales). El estudiante debe aprender los

acentos comunes primero, y luego aprender los propios de ‫תא״ם‬.

§11.52 Los acentos se pueden dividir en conjuntivos (que unen una palabra a la
siguiente) y disyuntivos (que separan una palabra de la siguiente). El estudiante encontrará
de ayuda esta distinción.
§11.521 Por lo general, los acentos conjuntivos tienen una forma que se dirige a la
palabra siguiente, mientras que los disyuntivos se dirigen fuera de la palabra siguiente o
son verticales.
§11.53 Los principales acentos disyuntivos son:

‫א‬ sillûq

‫֫אא‬ ‘ôlê weyôrēḏ

‫א‬ ’aṯnāḥ

‫א‬ reḇîa‘

‫א‬ zâqēp̄ qāṭôn

‫א‬ ṭip̄ḥā

‫א‬ seḡôltâ

‫א‬ šalšéleṯ

§11.531 Sillûq ‘fin’ está puesto debajo de la letra acentuada (e.d. la sílaba, ya que la letra
también lleva su vocal) inmediatamente anterior del sôp̄ pāsûq. Por lo tanto, es el mayor
acento pausal del versículo.
§11.532 ‘Ôlê weyôrēḏ ‘ascendiendo y descendiendo’ sólo se emplea en los libros
poéticos ‫תא״ם‬. Es el principal disyuntivo en el versículo, si es empleado aún más fuerte
que el ’aṯnāḥ. En los versículos más cortos no se emplea.

§11.533 ’Aṯnāḥ (ָ) ‘descanso’ está puesto debajo de la sílaba acentuada de la palabra
que termina la primera porción del versículo.
§11.5331 Si la oración es compuesta, el ’aṯnāḥ puede ser equivalente a un punto y coma
(;). Si la oración es sencilla, el ’aṯnāḥ puede ser equivalente a una coma, o simplemente el
lugar donde se hace pausa para respirar o para bajar la voz.
§11.534 Reḇîa‘ se coloca sobre la sílaba acentuada de la palabra que concluye la
subdivisión de la porción antes de o después de un ’aṯnāḥ. Es un disyuntivo fuerte y
requiere por lo menos una pausa breve en la lectura.
§11.535 Zâqēp̄ qāṭôn ‘pequeño zaquef’ es un disyuntivo un poco menor que el reḇîa‘
(aunque véase el orden en Ges. §15f.). A veces tiene fuerza suficiente para requerir una
forma pausal de la palabra sobre la que está puesto.
§11.536 Ṭip̄ḥā a veces se emplea en vez del ’aṯnāḥ, especialmente cuando el versículo
sólo consta de dos o tres palabras.
§11.537 Para los demás acentos disyuntivos, cf. Ges. §15f, h.
§11.54 Los principales acentos conjuntivos son:

‫ַ֣א‬ mûnāḥ

‫א‬ mehuppāḵ

‫א‬ ’azlā (usualmente asociado con géreš)

‫א‬ mêreḵā

§11.55 Pausa es un término que se aplica a palabras que vienen inmediatamente antes
de un fuerte acento disyuntivo. La forma empleada cuando una palabra está en pausa se
llama pausada.
§11.551 Después de ‘ôlê weyôrēḏ, el ’aṯnāḥ no es necesariamente pausal, cf. Sal. 45:6.
§11.56 En algunos casos, las palabras homógrafas (e.d. palabras de distinta
significación que se escriben de igual manera) se distinguen por la posición del acento
tónico. Tome nota: ‫‘ ב ֫אה‬ella viene’ y ‫‘ ֫באה‬ella vino’; ‫‘ בנ֫ ּו‬en nosotros’ y ‫‘ ֫בנּו‬ellos
edificaron’.
§11.57 En general, el acento se coloca en la sílaba que carga el énfasis de la
pronunciación, que frecuentemente se llama ‘tono’ (lo cual es incorrecto); de ahí proceden
términos tales como ‘pretónico’, ‘tónico’, etc.
§11.571 Algunos acentos, sin embargo, no se colocan en la sílaba de mayor énfasis. Los
acentos prepositivos van encima de o debajo de la primera letra de la palabra, sin hacer
caso del mayor énfasis. Los acentos pospositivos van encima de o debajo de la última letra
de la palabra. En algunos casos, el acento se repite sobre la sílaba de mayor énfasis. Cf.
Ges. §15e-p. ’azlā (§11.54) es pospositivo.
§11.58 Metheg (‫‘ מתג‬freno’) es una raya vertical que se escribe debajo de una

consonante y a la izquierda de la vocal sublineal (note ‫ מ‬arriba). En algunas situaciones el


estudiante encontrará que el metheg tiene un significado muy importante. Cf. Ges. §16c-g.
§11.581 El metheg se emplea con vocales largas o con vocales breves alargadas en
sílabas donde de otro modo deberían reducirse (§15. ss.).
§11.582 El metheg suele usarse con la vocal que precede a un šewâ compuesto (§11.325).
§11.583 El metheg se emplea con frecuencia para indicar el acento tónico secundario de
una palabra o de un conjunto de palabras con un maquef.
§11.584 De importancia especial es el uso del metheg para distinguir el qāmāṣ gāḏôl (â)
del qāmāṣ qāṭān (o). Nótese la presencia y la ausencia del metheg en los ejemplos que
siguen:

‫א ְכלה‬ ’āḵelāh ‘ella comió’

‫א ְכלה‬ ’oḵlāh ‘comida’

‫יִּ ְִֽראּו‬ yîre’û ‘ellos temen’ (‫)> ירא‬

‫יִּ ְראּו‬ yir’û ‘ellos temen’ (‫)> ראה‬

§11.585 Algunos editores colocan el metheg a la derecha de la vocal según condiciones


que explican en sus anotaciones; de este modo Kittel BH.
§11.59 Dos tradiciones diferentes de acentuación se encuentran en el Decálogo (Éxodo
20:2–17 y Deuteronomio 5:6–18) y en Génesis 35:22. Según Ges. §15p, la segunda serie en
el Decálogo es para agrupar los doce versículos en 10 mandamientos.
§11.6 En ciertos lugares los masoretas preservaron una tradición distinta del texto
consonántico (TC). Puesto que el TC se consideraba sagrado e inviolable, los masoretas
añadieron la lectura tradicional en el margen, y colocaron las vocales de la lectura
tradicional en el texto consonántico, añadiendo un signo que llamara la atención.

§11.61 El texto consonántico se llama ‫ ְכ ִּתיב‬keṯîḇ ‘escrito’ (frecuentemente escrito


kethibh o kethiv). La adición masorética de puntos vocálicos y consonánticos marginales se
llama ‫ ְק ִּרי‬qerî ‘léase’ (impv.) o ‫ ְק ֵּרי‬qerê ‘es leído’ (ptc. pas. En algunas obras se escribe
kere). Se encuentran las abreviaciones Q y K o Kt.
§11.62 En algunos lugares el texto consonántico preserva una palabra o unas letras que
no se encuentran en la pronunciación tradicional. Estas se dejan sin puntuar y se llaman
keṯîḇ welô’ qerê’ ‘escrito y no leído’. Cf. Ges. §17b.
§11.63 Algunas palabras comunes siempre se leen según el qerê’ que no está puesto en
el margen. Este fenómeno se denomina un ‘qerê’ perpetuo’.
§11.631 Los ejemplos más comunes del Q perpetuo son: ‫ יְ הֹוה‬leído ‫(‘ ֲאד ֹּני‬mi) Señor’;

‫ יְ הוִּ ה‬leído ‫ֹלהים‬


ִּ ‫‘ ֱא‬Dios’; ‫ ִּהוא‬leído ‫‘ ִּהיא‬ella’ por todo el Pentateuco; y ‫ יְ רּוׁש ַליִּם‬leído
‫‘ יְ רּוׁש ַליִּ ם‬Jerusalén’. Ges. §17c.
§11.7 Los masoretas también añadieron ‘masorot’ marginales en las partes superiores
e inferiores, a los lados y entre las columnas del texto. No tenemos que preocuparnos con
las lecturas Q mencionadas antes. En BH3 han sido incluidas algunas de las ‘masorot’
marginales y están explicadas en la Prolegómena de BH3 (ILUST. 6). BHS ha añadido una
cantidad mucho mayor de ‘masorot’ marginales.
1:14–2:4 ESTHER 1243

ILUSTRACIÓN 6. PÁGINA DE LA ‘BIBLIA DE KITTEL’


La tercera edición de la Biblia Hebraica (BH3), popularmente conocida como ‘Biblia de Kittel’,
editada por R. Kittel y otros, y publicada en 1937, ha sido el texto aceptado por muchos eruditos.
Ahora está siendo reemplazada por la BHS (v. ILUSTRACIÓN 8).

§11.71 Al final de los libros en las Biblias impresas, se incluyen porciones de la


Masorah final, que dan el número de versículos, el versículo del medio y referencias
mnemónicas para acordarse de esta información (cf. Ges. §17d-e, e ILUST. 5).
§11.72 El pâsēq | es una línea fina y vertical que se encuentra en numerosos lugares del
AT HEB. Su significado es incierto. Ges. §15f, p. 59, n. 2.
§12. La consonante es el elemento que estructura los sonidos en unidades para
formar esquemas de significado. Hay 23 fonemas consonantales representados en el
alfabeto hebreo: / ’ b g d h w z ḥ ṭ y k l m n s ‘ p ṣ q r š ś t /. Cf. §11.1.
§12.1 Las consonantes se describen según tres características: 1) el uso o no uso de la
voz cuando se produce la consonante, 2) la parte de la boca o garganta que se utiliza para
producir la consonante, y 3) la interrupción o restricción del aliento por la consonante.
Véase Tabla B.
§12.2 Una consonante es o sonora o sorda.
§12.21 Una consonante es sonora (o sonante) cuando se emplea la voz en el momento
de producirla. Como también se usa la voz al producir las vocales, algunos estudiantes
tienen dificultad para reconocer una consonante sonora. Intente pronunciar pares tales
como: baja-paja, día-tía, gol-col, en INGL zee-see, etc.

§12.211 En HEB las siguientes consonantes son sonoras: ‫ ב‬/b/, ‫ ג‬/g/, ‫ ד‬/d/, ‫ ו‬/w/, ‫ ז‬/z/, ‫י‬

/y/, ‫ ל‬/l/, ‫ מ‬/m/, ‫ נ‬/n/, ‫ ר‬/r/.

§12.22 Una consonante es sorda (o muda, silenciosa) cuando no se emplea la voz en el


momento de producirla. Lea de nuevo §12.21.
§12.221 En HEB las siguientes consonantes son sordas: ‫ א‬/’/, ‫ ה‬/h/, ‫ ח‬/ḥ/, ‫ ט‬/ṭ/, ‫ כ‬/k/, ‫ס‬

/s/, ‫ ע‬/‘/, ‫ פ‬/p/, ‫ צ‬/ṣ/, ‫ ק‬/q/, ‫ ׁש‬/š/, ‫ ׂש‬/ś/, ‫ ת‬/t/.

§12.3 Una consonante se describe según el lugar de articulación, o la(s) parte(s) del
cuerpo que se usa(n) para producirla. Empezando por los labios y yendo hacia adentro, los
lugares de articulación convierten a las consonantes en: labial, dental, alveolar, palatal,
velar, uvular, nasal, laríngea, y glotal. Algunas veces se utilizan otros términos, y en
sonidos que requieren el uso de varias partes del cuerpo, se usan términos compuestos.
§12.31 Una consonante se denomina labial si el lugar de articulación está en los labios.
Si ambos labios se emplean, el sonido es bilabial; si el labio inferior se aprieta contra los
dientes superiores, el sonido es labiodental.

§12.311 En HEB, las siguientes consonantes son labiales: ‫ ב‬/b/, ‫ ו‬/w/, ‫ מ‬/m/, ‫ ּפ‬/p/. En
su forma no fricativa, los alófonos /b p/, tanto como /w m/ son bilabiales. /b p/ son
oclusivas, /w/ es fricativa, y /m/ es fricativa nasal.
§12.32 Una consonante se describe como alveolar cuando es pronunciada con la punta
de la lengua contra o cerca de la elevación alveolar que está detrás de los dientes superiores
delanteros. El término a veces se intercambia por dental.

§12.321 Las siguientes consonantes son alveolares (o dentales): ‫ ד‬/d/, ‫ ט‬/ṭ/, ‫ ל‬/l/, ‫ נ‬/n/,

‫ ת‬/t/. En algunos dialectos ‫ ר‬/r/ probablemente era una ‘vibrante (flap) alveolar’ (la r
vibrante múltiple o agitada). /d ṭ t/ son oclusivas. /n/ es fricativa nasal. /l/ usualmente se
llama fricativa lateral, pero la punta de la lengua se coloca contra la elevación alveolar.
§12.3211 Los fonemas /l n r/ son difíciles de describir y varían considerablemente de un
idioma a otro. En HEB, /l/ probablemente era fricativa sonora alveolar lateral, e.d. la punta
de la lengua (vértice lingual) apoyada contra la elevación alveolar y el sonido saliendo por
los lados de la lengua (como en el italiano [o el español], en vez del inglés o el austríaco).
§12.322 Si la lengua deja pasar el aire lentamente y desviado del conducto central, se
produce una sibilante [s] o [z]. Si se mueve la lengua para que el lugar de articulación esté
un poco más atrás hacia la parte superior de la boca, y si se deja pasar el aliento sobre la
lengua, se produce una sibilante compuesta, a veces llamada sibilante alveolo-palatal [š] o
[ž].

§12.323 Las siguientes consonantes son sibilantes alveopalatales: ‫ ז‬/z/, ‫ ס‬/s/, ‫ צ‬/ṣ/, ‫ׁש‬

/š/, ‫ ׂש‬/ś/. Todas son fricativas.

§12.33 Si se alza la mitad de la lengua hacia el velo del paladar y el aliento se restringe
u ocluye, el sonido es velar. A veces se usa el término palatal, y algunos eruditos reservan
el término ‘velar’ para los sonidos producidos aún más atrás en la boca. (La palabra ¡quia!
empieza con una oclusión palatal, mientras que cucú empieza con una oclusión velar).
Usaremos el término velar para ambas consonantes.

§12.331 Las siguientes consonantes son velares: ‫ ּג‬/g/, ‫ כ‬/k/. Ambas son oclusivas. El ‫י‬
/y/ se produce aproximadamente en el mismo lugar, pero por lo general se describe como
alveopalatal, e.d. se usa la elevación alveolar tras de los dientes y la bóveda palatal de la
boca. ‫ ח‬/ḥ/ cuando se pronuncia como el ALEM Achlaut (como por los judíos ashkenazis)

es una fricativa velar. Los alófonos ‫ ג‬/ḡ/ y ‫ך‬ ‫ כ‬/ḵ/ también son fricativas velares.
§12.34 Si se mueve el dorso de la lengua hacia la parte de atrás del velo palatal cerca de
la úvula o el paladar blando, se produce una uvular oclusiva o fricativa. Estos sonidos no
son fonémicos en inglés [ni en español]. Cf. §§10.2–22.

§12.341 La siguiente consonante es uvular: ‫ ק‬/q/. La pronunciación tibérica del ‫ ר‬/r/

probablemente era una vibración uvular (como la r francesa grasseyé [R]). ‫ ח‬/ḥ/ cuando se
pronuncia como el ARAB ḥa (como por los judíos sefardíes) es una fricativa laríngea,
producida en la garganta aún más atrás de la úvula.
§12.35 Si la raíz de la lengua se mueve hacia atrás en la cavidad faríngea, la consonante
es faríngea. Si la articulación se produce en la glotis, es una glotal. Como hay alguna duda
en cuanto al verdadero lugar de articulación de las consonantes HEB ‫ א‬/’/, ‫ ה‬/h/, ‫ ח‬/ḥ/, y ‫ע‬
/‘/, las agrupamos como oclusivas o fricativas glotales.

§12.351 Las siguientes consonantes pueden describirse como glotales: ‫ א‬/’/, ‫ ה‬/h/, ‫ ע‬/‘/.
El lugar exacto de articulación de la /h/ no es preciso. A veces se hace en la laringe, y a
veces en la boca, según la vocal que le sigue. En el HEB MOD con algunos hablantes casi
desaparece. ‫ א‬/’/ y ‫ ע‬/‘/ son oclusivas glotales. ‫ ח‬/ḥ/ cuando se pronuncia al estilo ARAB
es fricativa laríngea.
§12.36 Ciertas consonantes a veces se describen como enfáticas. En esta categoría caen
algunas o todas las siguientes: ‫ ח‬/ḥ/, ‫ ט‬/ṭ/, ‫ ע‬/‘/, ‫ צ‬/ṣ/, y ‫ ק‬/q/ (en algunas obras indicada
como k). A veces se describen como las contrapartidas enfáticas de /h/, /t/, /’/, /s/, y /k/,
respectivamente, pero aún esto es discutible fonéticamente.
§12.361 Evidencias del arameo antiguo y del árabe egipcio indican que tal vez /q/ incluía
algún modo de poner la glotis más tensa en el momento de la articulación, semejante al
‘áyin.
§12.362 Algunos eruditos se inclinan por la opinión de que /ṭ/ y /ṣ/, tanto como los
fonemas ARAB /ḍ/ y /z/ que han sido absorbidos en los dos fonemas HEB, originalmente
incluyeron algún modo de poner la glotis más tensa en el momento de la articulación. Si es
así, pueden representarse fonéticamente como [t‘] y [s‘].
§12.4 Una consonante se describe como oclusiva o fricativa. Ciertos sonidos
intermedios o evoluciones fonéticas son conocidas como africadas o aspiradas.
§12.41 Una consonante se describe como oclusiva cuando el paso del aire de los
pulmones es ocluido en alguna parte de la garganta o la boca al producirse el sonido. Para
oír la diferencia entre una oclusiva y una fricativa, compare pares de palabras como: INGL
tree-three, bay-way, day-they, etc. [día nuevo, dato zapato (z de España)] (En ciertos
idiomas el aire es también aspirado dentro de los pulmones en el momento de producir
consonantes, pero esto no nos interesa aquí).

§12.411 En el HEB, las siguientes consonantes son oclusivas: ‫ א‬/’/, ‫ ב‬/b/, ‫ ּג‬/g/, ‫ ד‬/d/, ‫ט‬

/ṭ/, ‫ כ‬/k/, ‫ ע‬/‘/, ‫ ּפ‬/p/, ‫ ק‬/q/, ‫ ּת‬/t/.

§12.412 Las formas alófonas de los fonemas /b g d k p t/ son fricativas.


§12.42 Una consonante se describe como fricativa (también se llaman a veces
espirante, constrictiva o continua) cuando el paso del aire no es ocluido. Es posible
continuar el sonido de tal consonante mientras que haya aliento. Nótese que puede decirse
pon-n-n-n pero no puede decirse pop-p-p-p. Cf. §12.41.

§12.421 En el HEB, las siguientes consonantes son fricativas: ‫ ה‬/h/, ‫ ו‬/w/, ‫ ז‬/z/, ‫ ח‬/ḥ/, ‫י‬

/y/, ‫ ל‬/l/, ‫ מ‬/m/, ‫ נ‬/n/, ‫ ס‬/s/, ‫ צ‬/ṣ/, ‫ ר‬/r/, ‫ ׁש‬/š/, ‫ ׂש‬/ś/, más las formas alófonas de /b g d k p
t/.
§12.422 La evolución fonética de una oclusiva a fricativa se llama fricatización. Las
formas fricativas alófonas de los fonemas /b g d k p t/ son consonantes fricatizadas.

§12.43 No se sabe la naturaleza fonética exacta del ‫ צ‬/ṣ/ enfático. Basado en la


pronunciación ARAB, generalmente se considera como sibilante sorda enfática /ṣ/, por lo
tanto fricativa. En el HEB MOD se pronuncia como la fricativa [ts] (como en el INGL hats
o not so). Cierta evidencia de que esto puede ser una supervivencia de la pronunciación
antigua se encuentra en los títulos de los capítulos 1, 2, 4 y 5 de la LXX de Lamentaciones,
donde el nombre de la letra se da como Τιαδε en algunos MSS.
§12.5 En consecuencia, la naturaleza fonética de cada una de las consonantes hebreas
se puede describir así:
/’/ [?] oclusiva glotal sorda
‫א‬

/b/ [b] oclusiva bilabial


‫ב‬ sonora; alófono
fricatizado [v]

/g/ [g] oclusiva velar sonora;


‫ג‬ alófono antes
fricatizado [γ]
/d/ [d] oclusiva alveolar
‫ד‬ sonora; alófono antes
fricatizado [ð]

/h/ [h] fricativa glotal sorda


‫ה‬

/w/ [w] fricativa bilabial


‫ו‬ sonora (semivocal),
ahora [v]

/z/ [z] sibilante alveolar


‫ז‬ sonora

/ḥ/ [x] fricativa glotal/velar


‫ח‬ enfática sorda

/ṭ/ [t‘] oclusiva alveolar


‫ט‬ enfática sorda, ahora
[t]

/y/ [i̯ ] fricativa alveopalatal


‫י‬ sonora (semivocal)

/k/ [k] oclusiva velar sorda;


‫כ‬ alófono fricatizado [x]

/l/ [l] fricativa alveolar


‫ל‬ lateral sonora

/m/ [m] fricativa bilabial nasal


‫מ‬ sonora

/n/ [n] fricativa alveolar


‫נ‬ nasal sonora

/s/ [s] fricativa alveolar


‫ס‬ sibilante sorda

/‘/ [‘] oclusiva glotal


‫ע‬ enfática sorda, ahora
[?]

/p/ [p] oclusiva bilabial


‫פ‬ sorda; alófono
fricatizado [f]
/ṣ/ [s‘] fricativa alveolar
‫צ‬ sibilante enfática
sorda, ahora [ts]

/q/ [q] oclusiva uvular sorda,


‫ק‬ ahora generalmente
[k]

/r/ [r] fricativa uvular


‫ר‬ (vibrante) sonora,
posiblemente [R]

/š/ [∫] fricativa acanalada


‫ׁש‬ velar sibilante sorda

/ś/ [s] fricativa dividida


‫ׂש‬ alveolar sibilante
sorda (?)

/t/ [t] oclusiva alveolar


‫ת‬ sorda; alófono antes
fricatizado [θ]

§12.51 Como en muchos otros idiomas, /w/ y /y/ pueden clasificarse como semivocales,
e.d. pueden servir como consonantes y como vocales. Cf. en castellano pie-reino y agua-
fauna. Cf. §11.21.

§12.52 Para la pronunciación del ‫ ח‬/ḥ/, cf. §§12.341, .351.

§12.53 Para la pronunciación del ‫ צ‬/ṣ/, cf. §12.43.

§12.6 Estudios comparativos semíticos indican que los 23 fonemas consonantales de


HEB se desarrollaron a partir de por lo menos 29 fonemas PS. El estudiante debe
considerar cuidadosamente los datos siguientes cuando busca palabras emparentadas.
§12.61 HEB /z/ se desarrolló a partir de dos fonemas emparentados:
HEB /z1/ = ARAB /z/ ARAM /z/ AC /z/ UGAR /z/

HEB/z2/ = ARAB/ḏ/ ARAM /d/ AC /z/ UGAR /d/

§12.62 HEB /ḥ/ se desarrolló a partir de dos fonemas emparentados:


HEB/ḥ1/ = ARAB /ḥ/ ARAM /ḥ/ AC /’/ UGAR /ḥ/

HEB/ḥ2/ = ARAB /h̬/ ARAM /ḥ/ AC /h̬/ UGAR /h̬/


§12.63 HEB /‘/ se desarrolló a partir de dos fonemas emparentados:
HEB/‘1/ = ARAB /‘/ ARAM /‘/ AC /’/ UGAR /‘/

HEB/‘2/ = ARAB /ǵ/ ARAM /‘/ AC /’/ UGAR /ǵ/

§12.64 HEB /ṣ/ se desarrolló a partir de tres fonemas emparentados:


HEB /ṣ1/ = ARAB /ṣ/ ARAM /ṣ/ AC /ṣ/ UGAR /ṣ/

HEB /ṣ2/ = ARAB /ḍ/ ARAM /‘/ AC /ṣ/ UGAR /ṣ/ o /ẓ/

HEB /ṣ3/ = ARAB /ẓ/ ARAM /ṭ/ AC /ṣ/ UGAR /ẓ/

§12.641 En textos del antiguo arameo, /q/ es el reflejo del HEB /ṣ2/ = ARAB /ḍ/. El
mismo fenómeno se encuentra en el ARAM de Jer. 10:11.
§12.65 HEB /ś/ y /š/ se desarrollaron a partir de tres fonemas emparentados:
HEB /ś/ = ARAB /š/ ASA /ś/ ARAM/s/ AC /š/

HEB /š1/ = ARAB /s/ ASA /s̀/ ARAM /š/ AC /š/

HEB /š2/ = ARAB /ṯ/ ASA /θ/ ARAM /t/ AC /š/

§12.651 En numerosas obras hay confusión sobre la relación del HEB /s/, /š/, y /ś/ con el
ARAB /s1/ = ASA /s/, con ARAB /s2/ = ASA /s/, y con ARAB /š/ = ASA /ś/. Véase mi
artículo, ‘The Sibilants in Old South Arabic’, JQR 48 (1957–58): 161–173.

§12.66 PS /w/ inicial > y ‫ י‬en HEB: PS *waθaba > HEB yāšaḇ ‫י ַׁשב‬. En ciertas formas
con prefijos, la w original se preserva (§29.31 ss.).
§13. En cualquier lengua o familia de lenguas pueden ocurrir ciertos cambios
fonéticos. Cuando se puede demostrar que alguno de estos cambios ocurre solamente bajo
ciertas condiciones, se le llama cambio condicionado. Los cambios consonánticos más
comunes son asimilación, disimilación, alargamiento, reducción y metátesis. A veces
ocurre la adición o pérdida de una consonante.
§13.1 La asimilación es la conformación de un sonido a otro. Si la semejanza está sólo
en una o dos características (repase §12.1) es asimilación parcial; pero si está en las tres
características, es asimilación total. Si las dos consonantes no están separadas por una
vocal, es asimilación contigua; de otra manera es distante. Si la primera consonante se
asimila a la segunda, se llama asimilación progresiva; si la segunda se asimila a la primera,
es asimilación regresiva.
§13.11 Asimilación contigua progresiva total ocurre bajo las siguientes condiciones:
§13.111 La consonante nûn se asimila con regularidad a la siguiente consonante si no
interviene ninguna vocal. Esto se demuestra ortográficamente con dāgēš ḥāzāq, que indica
la geminación (duplicación) de la siguiente consonante. *yintēn > yittēn ‫יִּּתן‬
ֵּ .
§13.1111 Tercer radical nûn no se asimila a la siguiente consonante excepto en el verbo
nāṯan: *nāṯántā > nāṯáttā ‫ּתת‬
ַ֣ ַ ‫נ‬, pero sāḵántā ‫ׁש ַכַ֣נְ ּת‬.
§13.1112 nûn desaparece cuando viene delante de un fonema que rechaza la geminación
(tales como ‫א‬ ‫)ר ע ח ה‬. Puede producirse el alargamiento compensatorio de la vocal
(§15.14): min + hōddû > mēhōddû ‫ ֵּמ ַ֣הֹּדּו‬.

§13.1113 Si por asimilación y pérdida de la vocal originaria final, una consonante


reduplicada queda al final de la palabra, se produce la reducción (§13.4). *’anpu > *’appu
> *’app > ’ap̄ ‫ ַאף‬.

§13.112 En formas de la estructura HtD (§28.5 ss.), la t del prefijo se asimila a una
oclusiva dental contigua. Ejemplo: td > dd > tṭ > ṭṭ. Esto se demuestra gráficamente por un
dagesh fuerte en la siguiente consonante. *miṯdabbēr > middabbēr ‫* ; ִּמ ַד ֵּבר‬yiṯṭammā’ >

yiṭṭammā’ ‫יִּ ַטּמא‬. (Ges. §19c).

§13.113 En los números ‘1’ y ‘6’ d se asimila a la siguiente oclusiva o sibilante aveolar.
*’aḥadtu > *’aḥattu > *’aḥatt > *’aḥaṯ ‫* ; ַא ַחת‬šidθu > *šidšu (cf. §12.65) > *šiššu > *šišš

> šēš ‫* ; ֵּׁשׁש‬šidθatu > *šidšatu > šiššāh ‫ ִּׁששה‬.

§13.114 La escritura de una consonante reduplicada mediante una sola letra con dagesh
no debe confundirse con la asimilación. Entonces kāraṯ + tā > kāráttā, escrito ‫כ ַ ַ֣רּת‬.

§13.12 Asimilación parcial contigua y progresiva se da en las formas de la estructura


HtD de raíces con una z o ṣ inicial. En estas formas también se da metátesis (§13.6).
*niṯṣaddāq > *niṣtaddāq > niṣṭaddāq ‫נִּ ְצ ַטדק‬. Falta evidencia para la z en el HEB bíblico,
pero se encuentra en el ARAM de Dan. 2:9, *hiṯzammintûn > *hiztammintûn >
hizdammintûn ‫ ִּהזְ ַד ִּּמנְ ּתּון‬.

§13.13 Asimilación total regresiva y contigua ocurre cuando el nûn está antes de los
sufijos con hê: -en + hû > -énnû‫ ָנַ֣ ּו‬.

§13.2 Omitido arbitrariamente.


§13.3 Alargamiento (o geminación) es la prolongación de una consonante. Con una
fricativa, el alargamiento se oye fácilmente; con una oclusiva hay un poco más de tiempo
entre las vocales contiguas que con una sola consonante. Esto no se oye dentro de palabras
en el INGL, pero puede oírse entre palabras: note con cuidado la diferencia entre from any
y from many, o take it y take kit.
§13.31 La geminación no se oye en el HEB moderno. Suponemos que se oía en el
tiempo de la puntuación masorética, porque el dāgēš ḥāzāq se usó para indicar la
geminación. La consonante así alargada se llama a veces ‘aguzada’ y tal geminación es
‘aguzamiento’, un término que no tiene prácticamente sentido en la lingüística moderna.
§13.32 La geminación aparece como resultado de asimilación total, cf. §13.11 ss.
§13.33 El alargamiento o geminación de una consonante es un elemento de la
morfología. Consideraremos la formación de sustantivos con la segunda o tercera radical
gemela (§§24.25, .26) y la formación de ciertas estructuras verbales con geminación (e.g. la
estructura D, §28.2, y la estructura HtD, §28.5) bajo Morfología.
§13.34 La geminación de la primera consonante aparece con regularidad cuando se
añade el artículo definido, con la excepción de las consonantes que rechazan la geminación
(‫ר‬ ‫)א ה ח ע‬. Así que ha + yôm > hayyôm, pero ha + ‘éreḇ > ha‘éreḇ ‫העַ֣רב‬.
§13.341 La teoría de que el artículo definido era originalmente *hal-, emparentado con
ARAB al-, probablemente debe ser rechazada. El fonema /l/ regularmente no se asimila a la
siguiente consonante en HEB, y aún en ARAB sólo se asimila a ciertas consonantes (las
letras ‘solares’, e.d. las dentales y sibilantes y l, n, y r). Además, tal morfema no se
encuentra en ninguna otra parte de las lenguas semíticas.
§13.35 La primera consonante de la forma del imperfecto verbal se alarga cuando se le
añade el wāw consecutivo, excepto cuando la consonante sea ‫א‬. wa + yaḥălōm >

wayyaḥălōm ‫וַ ַי ֲחֹלם‬.

§13.351 La teoría de que el wāw consecutivo era originalmente *wan- y que está
relacionado con un fenómeno gramatical egipcio merece más investigación.
§13.36 La consonante inicial se alarga cuando sigue al pronombre
interrogativo/indefinido ‫מה‬: mah + la‘ăśôṯ > mah-lla‘ăśôṯ ‫ה־ל ֲעׁשֹות‬
ַ ‫( מ‬Est. 6:6).
§13.361 Según una teoría, esta geminación es un medio de preservar la vocal breve en lo
que de otra forma sería una sílaba lejana-abierta y entonces requeriría reducción vocálica
(cf. reglas de vocales breves).
§13.37 La consonante inicial se alarga cuando la partícula relativa še precede a la
palabra: še + ya‘ămōl > šeyya‘ămōl ‫ׁש ַי ֲעמֹּל‬.

§13.371 En algunos casos, esto puede ser un medio de preservar una vocal breve en una
sílaba lejana-abierta (cf. §13.361). En otros casos puede ser el resultado de asimilación de
la preposición -‫ל‬: še + la ‘que es de/pertenece a’, cf. HEB moderno šellāhem ‘que es de
ellos’. Pero la evidencia de la asimilación de l es escasa.

§13.38 Las guturales ‫ע‬ ‫ א ה ח‬y ‫ ר‬rechazan la geminación.


§13.4 Las consonantes largas (geminadas) pueden reducirse (simplificarse) bajo
ciertas condiciones. Esto se demuestra gráficamente al escribir la consonante sin el dagesh.
§13.41 Cuando están seguidas por un šewâ (vocálico), ciertas consonantes normalmente
pierden su geminación.
§13.411 Es de lo más común la omisión del dagesh en la yôḏ con šewâ, que ocurre en
muchas formas del imperfecto después del wāw consecutivo. *wayyehî > wayehî ‫וַ יְ ִּהי‬.

§13.412 Otras consonantes que suelen reducirse ante un šewâ son w, l, m, n, q, y las
sibilantes. Por eso *wayyeḇaqqešû > wayeḇaqešû ‫יְב ְקׁשּו‬
ַ ַ‫ו‬.
§13.413 Esta simplificación no es patente con las /b g d k p t/, pero es posible que el
dagesh estuviera indicando solamente un sonido oclusivo sin geminación.
§13.414 La geminación no se ha perdido fonética sino ortográficamente en el HEB
moderno.
§13.42 Cuando como resultado de la pérdida de la vocal breve final originaria, una
consonante geminada debería quedar al final de la palabra, esa consonante se reduce (se
simplifica): ‫‘ ַע ִּּמי‬ammî a ‫‘ ַעם‬am (cf. §13.1113).

§13.421 Una excepción aparente a esta regla es el pronombre de segunda persona sg.
fem. (s3) ’att. Obviamente el dagesh no puede ser dāḡēš qal después de una vocal, y las
lenguas emparentadas indican que la palabra originalmente era *’anti.
§13.5 Bajo ciertas condiciones una consonante se ha perdido. A veces todavía se
representa ortográficamente.
§13.51 Aféresis es la pérdida de un sonido o una sílaba inicial de una palabra.
§13.511 La aféresis se encuentra en ciertas formas verbales que tienen yôḏ o nûn como
primera radical (verbos YCC, NCC). Por lo general, tal pérdida ocurre cuando la primera
radical hubiera sido vocalizada con šewâ, como las formas Q impv. (Q32) e inf. cstr. (Q65):
*yešēḇ > šēḇ ‫ ֵּׁשב‬, *neṯīn > tēn ‫ ֵּּתן‬.

§13.5111 De todos modos, no podemos asumir que sea la vocalización lo que ha causado
la aféresis, porque muchas otras formas (e.g. la D-impf (D20)) empiezan con yôḏ
vocalizada con šewâ.
§13.5112 No todos los verbos YCC y NCC están afectados por aféresis. Los verbos YCC
verdaderos (al contrario de los que eran originalmente WCC) retienen la yôḏ: yeṭōḇ ‫יְ טֹּב‬

(Q65). Ciertos verbos NCC de igual manera retienen la nûn: nep̄ ōl ‫נְ פֹּל‬.

§13.512 Los verbos ‫ לקח‬y ‫ הלך‬también han perdido la primera sílaba en las formas Q

impv. e inf. cstr.: *leqaḥ > qaḥ ‫( ַקח‬Q32); *hălēḵ > lēḵ ‫( ֵּלְך‬Q32).

§13.513 En las formas Q inf. cstr. cuando ha tenido lugar la aféresis se añade una ‘tāw-
lastre’: *yešēḇ > *šēḇ + t > šéḇeṯ ‫* ;ׁשבת‬neṯēn > *tēn + t > *tett > tēṯ ‫ ֵּּתת‬.

§13.52 La síncopa es la pérdida de un sonido o una sílaba en medio de una palabra.


§13.521 Uno de los casos más comunes en la síncopa del art. det. después de una
proposición: *behayyāmîm > bayyāmîm ‫* ; ַבי ִֹּּמים‬lehamméleḵ > lamméleḵ ‫ּמלְך‬
ַ֣ ‫ ַל‬.

§13.5211 En pasajes poéticos a veces falta la síncopa, cf. behaššāmáyim ‫מיִּם‬


ַ֣ ַ ‫( ְב ַהש‬Sal.
36:6 TM).
§13.522 También se encuentra la síncopa de /h/ en las formas impf., yus. y ptcp. de las
estructuras H, N, HtD y HtŠ: *yehap̄ qēḏ > yap̄ qēḏ ‫( יַ ְפ ֵּקד‬H40); *tehangîḏ > taggîḏ ‫ַּתּגִּ יד‬

(H21); *wayyehinwāda‘ > wayyiwwāda ‫( וַ יִּ ּו ַדע‬Nc20); *wattehitḥalḥal > wattiṯḥalḥal

‫( וַ ִּּת ְת ַח ְל ַחל‬HtR (= HtD) c21); *mehištaḥăwîm > mištaḥăwîm ‫( ִּמ ְׁש ַּת ֲחוִּ ים‬HtS55);
*mehiṯlabbēš > miṯlabbēš ‫( ִּמ ְת ַל ֵּבׁש‬HtD50).

§13.5221 Compare las formas de inf. cstr. (65) sin síncopa: behiqqāḇēṣ (N65), lehāḇî
(H65), lehar’ôṯ (H65), lehiṯḥannēn (HtD65).
§13.523 /’/ con frecuencia está sincopada después de un šewâ, aunque se preserve
gráficamente. En algunos casos, incluso se omite el ‫א‬. *liqre’at > liqra’ṯ ‫( ִּל ְק ַראת‬pero cf.

lehar’ôṯ ‫* ;) ְל ַה ְראו̇ ת‬te’ômîm > tômîm ‫( ּתו̇ ִּמם‬Gn. 25:24). Cf. §15.54.

§13.524 La síncopa se encuentra en aquellas formas verbales de verbos CCY que tienen
sufijos vocálicos (e.d. comienzan con una vocal): *galayu > gālû ‫ ;ּגלּו‬cf. gālaytā > gālîyṯā

‫ּג ִּ ַ֣לית‬.
§13.525 /h/ se ha sincopado en formas del pron. suf. 3ms (s0) que se añade a palabras
que terminan en una vocal o un diptongo -ay: *-a + hû > *-aw > -ô ̇‫ו‬-; *-ay + hû > *-ayhû >

-ayw‫( ָיו‬pronunciado [aw] o [av]).

§13.526 En el impf. la sg. de los verbos ’CC, el segundo ’ālep̄ desaparece con
regularidad: *’ō’mar > ’ōmar ‫א ַֹּמר‬. A veces desaparece en otras formas, ‫ ּת ֵֹּּסף‬por ‫אסף‬
ֵּ ֹּ ‫ּת‬
(Sal. 104:29), cf. Ges. 68 g-h.
§13.53 La apócope es la pérdida del sonido final o de la sílaba final de una palabra.
§13.531 La /t/ final de sustantivos femeninos que terminan en *-at se pierde excepto
cuando está preservada por una palabra en anexión (constructa): *ḥemat > ḥēmāh ‫ ֵּחמה‬,

cstr. ḥămaṯ hamméleḵ ‫ּמלְך‬


ַ֣ ‫ַה‬ ‫ ֲה ַמת‬.
§13.5311 El uso de la hê en formas absolutas es un uso temprano de las letras vocálicas
(cf. §11.21). Es interesante notar que en el ARAB tales formas se escriben con ha con dos
puntos encima (el signo de ta), llamada tā’marbūṭah y pronunciada como [t] cuando va
seguida por una vocal (cf. W. Wright, A Grammar of the Arabic Language, Cambridge:
University Press, 1986; vol. 1, p. 7 y la nota al pie de página).
§13.5312 Nótese que los sustantivos femeninos que terminan en -t (en contraste con los
que terminan en -at) preservan la -t, usualmente con anaptixis (§15.61): *môladt (cf.
môlaḏtô ̇‫ > )מו̇ ַל ְדּתו‬môléḏeṯ ‫מו̇ לדת‬.
§13.532 La pérdida de la -t original en formas 3fs del perf. (Q11, D11, etc.) se indica por
su preservación cuando se añaden sufijos: *qaṭalat > qāṭelā ‫ק ְטלה‬, pero con suf. qeṭāláṯnî

‫( ְקט ַל ְתנִּ י‬Q11s4).


§13.5321 La terminación del perf. 3fs de verbos CCY pleonásticamente preserva la -t final
original y también añade la usual terminación -ah: *‘aśat > ‘āśeṯāh ‫ע ְׂשתה‬. Ésta
posiblemente se desarrolló para preservar la diferencia entre la forma del 3ms *‘aśay >
‘āśāh ‫ עׂשה‬y la forma del 3fs, que de otra manera hubiera sido también *‘āśāh.

§13.533 La apócope es un fenómeno común de los verbos CCY en las formas del
imperfecto consecutivo (c20), el yusivo (40), y algunas formas del imperativo (32). Nótese
ta‘ăśêh ‫( ַּת ֲע ֵּׂשה‬Q21) pero wattá‘aś ‫ּת ַעׂש‬
ַ֣ ַ ַ‫( ז‬Qc21); yihyêh ‫( יִּ ְהיה‬Q20) pero yehî ‫יְ ִּהי‬
(Q40); yiḡlêh ‫( יִּ גְ לה‬Q20) pero yíḡel ‫( יִּ ִֽגל‬Q40).
§13.5331 El anaptixis (§15.61) se encuentra usualmente en formas apocopadas donde
habrían resultado sílabas doblemente cerradas: *wayyigl > wayyíḡel ‫וַ יִּ ֫גל‬: *watta‘ś >

wattá‘aś ‫וַ ַּת ֫ ַעׂש‬.

§13.5332 El anaptixis no se produce en formas apocopadas que terminan con /b d k t ṭ q/:


tiḇkêh pero watteḇk ְ‫וַ ֵּּת ְבך‬, cf. también wayyašq ‫וַ יַ ְׁש ְק‬, wayyard ‫וַ יַ ְר ְד‬, wayyišb ‫וַ יִּ ְׁש ְב‬. Ges.
28d.
§13.534 La pérdida de una /w/ final y una /y/ final después de una vocal del tipo i se
debe más bien a la naturaleza de las semivocales (§12.51) que al apócope: *yehîy (cf.
yihyêh) > yehîy ‫יְ ִּהי‬.

§13.54 Las semivocales /w/ y /y/ se pierden en aquellas formas de los verbos CCW y
CCY (e.d. verbos originalmente con ‫ ו‬o ‫ י‬en la 3a radical) cuando quedarían al final de

palabra (e.d. sin ningún sufijo). La vocal final se representa ortográficamente por ‫ה‬-. Cf.
§13.524. Para una investigación más amplia de esta clase de verbos, véase §29.7 ss.

§13.55 El signo ‫ א‬pierde regularmente su valor consonántico a final de palabra (e.d.


cuando no lo sigue ninguna vocal); llega a ser mudo (como suele ser a final de sílaba). En
algunos casos puede ser que ni siquiera se escriba.
§13.6 Metátesis es la transposición de sonidos dentro de una palabra.
§13.61 La metátesis se encuentra usualmente en las formas de la estructura HtD de los
verbos que tienen una sibilante inicial en la raíz; ésta metatiza con el ‫ ת‬preformativo de la

estructura *hiṯšammēr > hištammēr ‫ ִּה ְׁש ַּת ֵּּמר‬.

§13.62 La metátesis también se da en la estructura (poco usada bíblicamente) HtŠ de


ḥāwāh: *hitšaḥăwāh > hištaḥăwāh ‫ ִּה ְׁש ַּת ֲחוה‬.

§13.621 Este verbo a menudo se encuentra identificado como ‫ ׁשחה‬y está interpretado
como una estructura HtD. Pero la presencia de /w/ en todas las formas que se dan en HEB
bíblico requiere que la wāw sea incluida en la raíz. Además, la estructura HtŠ o su reflejo se
encuentra en ARAB, ARAM, AC, UGAR y ET, y por esto debe entenderse como una
estructura verbal indígena de PS que no se puede desechar del HEB bíblico.
§13.7 En algunos casos se puede añadir una consonante por prótesis o epéntesis.
§13.71 La prótesis es la añadidura de un sonido al principio de una palabra. Tal sonido
es protético (a veces se emplea el término prostético).
§13.711 Es posible que se encuentre protético ‫ א‬en las palabras ’arba‘ ‫ ַא ְר ַבע‬, ’ezrâḥ

‫אזְ רח‬, ’eṣba‘ ‫א ְצ ַבע‬, y tal vez otras palabras con 4 radicales que tienen un inicial. El
propósito pudiera haber sido evitar una agrupación inicial, como en ARAB.

§13.712 Ges. §19m sugiere un protético ‫ ע‬en ‘aqrāḇ ‫ ַע ְקרב‬, pero hay poca evidencia
que apoye el ‘ayin protético.

§13.713 hě ‫ ה‬protético parece encontrarse en formas de la estructura N con el prefijo hin

-‫ ִּהנ‬, cf. §28.421. También puede encontrarse protético en las formas de la estructura HtD

con el prefijo hiṯ- -‫ ִּהת‬, cf. §28.51.

§13.72 La epéntesis es el añadido de un sonido dentro de una palabra. Tal sonido es


epentético.
§13.721 Un nûn epentético, generalmente llamado nûn energicum (Ges. §58i), está
añadido a algunas formas verbales que llevan sufijos pronominales, cf. §23.1221.
§13.73 La añadidura de un sonido al final de una palabra podría ser llamado opisótesis,
y el sonido podría llamarse opisotético. Sin embargo, suele usarse el término paragógico en
las gramáticas hebreas.
§13.731 Se encuentra nûn paragogicum al final de muchas formas verbales que de otra
manera terminarían en -û ‫ּו‬- o en -î‫( ִָּי‬Ges. 47m). Como Joüon indica correctamente (J.
§44e, f), la -n pertenece a una forma primitiva y está atestiguado por otras lenguas
emparentadas. ¡No añade ‘energía’ a la forma!
§13.732 Hê paragogicum se encuentra en formas cohortativas y algunas formas
imperativas (§27.531, §27.43), cf. Joüon §45a. Es posible que la -āh del yus. esté
relacionada con ARAB 2 energ. (§27.5).
§14. En todas las lenguas semíticas había originalmente tres vocales, cada una con
posibilidad de ser tanto larga como breve. La diferencia entre las vocales largas y cortas era
fonémica (§10.2).
§14.1 Las vocales largas eran /â î û/.
§14.11 En HEB, â > ô en lo que se ha llamado la mutación cananea. â se encuentra en
palabras que entraron en HEB después de que se produjo la mutación cananea. Sobre la
base de las glosas cananeas en las cartas de Amarna (c. 1365 a.C.) donde el fonema se
escribe con silabogramas que contienen una vocal u (=o), podemos asumir que la mutación
cananea había aparecido antes del siglo XV a.C.
§14.12 Las vocales largas ê y ô se desarrollaron como resultado de una
monoptongación (§15.7).
§14.13 Por lo tanto, encontramos cinco vocales largas en HEB bíblico:

â generalmente escrita con qāmāṣ ָ

ê escrita con‫ ֵָּי‬,‫ ָה‬, y‫ֵָּה‬

î escrita con ḥîrîq, generalmente con yôḏ (‫) ִָּי‬

ô escrita con ḥolām, generalmente con wāw ( ̇‫)ו‬

û escrita con šûrûq (‫ )ּו‬o qubbûṣ (ָֻ )

§14.2 Las vocales breves eran /a i u/.


§14.21 La evidencia que apoya esta declaración se encuentra en el ARAB donde sólo 3
vocales se escriben ortográficamente (aunque se pueden oír otras), en el AC donde las
mismas 3 vocales se escriben (más una vocal e que se desarrolló secundariamente), en el
UGAR donde 3 formas de ’alef ocurren (e.d. ’alif, ’ilif, y ’ulif), más el hecho de que las
palabras emparentadas generalmente apoyan la necesidad de 3 y sólo 3 clases de vocales en
la palabra original.
§14.22 En HEB las cualidades y cantidades de estas 3 vocales evolucionaron según el
lugar de la vocal en relación con el acento tónico (§17.), como el tipo de sílaba, la
influencia de ciertas consonantes, analogía, y otros factores. Estudiaremos estos factores en
relación con los cambios vocálicos (§15.).
§14.23 Anticipando la discusión de las alteraciones vocálicas, podemos resumir los
resultados diciendo que en HEB bíblico encontramos cinco vocales breves, a, e, i, o y u,
cada una de las cuales puede darse en la calidad normal, alargada o reducida. Para su
representación gráfica, cf. §11.32.
§14.231 Cuando analizamos estas vocales, no obstante, encontramos que las formas
alargadas y reducidas se pueden encontrar en HEB sólo en 3 vocales originales: a, i, u.
§14.2311 No se debe confundir la ā alargada con la â larga, porque ā no sufrió la
mutación cananea (cf. por tanto, la diferencia entre la â y la ā en *‘âlām > ‘ôlām) y la ă
reducida (con guturales) debe ser considerada como diferentes variantes alófonas de /a/, y
no como fonemas distintos. (Nótese: dado que encontramos diferencia de sentido entre las
palabras dāḇar, ‘él habló’ y dāḇār, ‘palabra, cosa’, puede parecer que a y ā son fonémicas.
Sin embargo, este es un cambio secundario. La forma pausada del verbo es exactamente
como el sustantivo).
§14.2312 Se puede demostrar que la ē alargada y la ě reducida (con guturales) son
variedades alófonas de /i/. Bajo ciertas condiciones, la ě es un alófono de /a/.
§14.2313 Aparte de lo mencionado en §14.2312, no hay evidencia para la ī alargada ni la ĭ
reducida.
§14.2314 La ō alargada deriva de /u/ y por esta razón es importante distinguirla de la ô
larga escrita defectivamente (cf. §11.322) (puesto que ô se desarrolló a partir de /â/,
§14.12). La ŏ reducida también es un alófono de /u/.
§14.2315 No hay evidencia para la ū alargada o la ŭ reducida aparte de lo dicho en
§14.2314.
§14.232 Las vocales breves sin modificar (e.d. ni alargadas ni reducidas) se encuentran,
por lo general, sólo en sílabas cerradas sin acento, y en el caso de i y u, sólo ante un dagesh
fuerte.
§14.3 Cuando una vocal heterogénea aparece ante las semivocales w e y, suele
convertirse en diptongo. Un diptongo es un sonido único (complejo fonético) que combina,
sin perder ni cambiar, los dos sonidos vocálicos que lo componen. El término diptongo es a
veces usado en forma incorrecta para monoptongos (sonidos únicos) que proceden de
diptongos verdaderos.
§14.31 En HEB bíblico las vocales originales /a i u/ combinadas con /w/ o /y/ sólo se
pueden desarrollar en los siguientes diptongos: aw [ɑu] > [ɑv], ay [ɑi], iu [iu], y uy [ui]. De
estos, sólo aparecen aw, ay y uy. En muchas obras, uy (encontrado mayormente en los
participios pasivos de los verbos CCY) no se considera un diptongo, y la puntuación
masorética trata la yōḏ como una consonante.
§14.32 Las vocales secundarias de e y o combinadas con /w/ o /y/ podrían dar lugar
sólo a los siguientes diptongos: ew [ευ] > [εν], ey [ει], y oy [ɔi]. Sólo ey y oy se encuentran
en HEB bíblico, y ey por lo general se trata como un monoptongo êy‫ ֵָּי‬, mientras que oy se
considera como una vocal seguida por una consonante (cf. §14.31).
§14.33 A la luz de la discusión anterior (§14.31 ss.) podemos decir que sólo los
diptongos /aw/ y /ay/ aparecen en HEB bíblico.
§15. Las vocales se pueden alargar o reducir (gradación vocálica cuantitativa),
cambiar fonéticamente (gradación vocálica cualitativa), aparecer (prótesis, epéntesis) o
desaparecer (síncope, aféresis), combinar (diptongación, contracción, etc.), etc. En muchas
lenguas, estos fenómenos no afectan a la grafía, pero en HEB los puntos vocálicos intentan
reflejar tales alteraciones de las vocales. Es sumamente importante que el alumno aprenda
estas peculiaridades vocálicas.
§15.1 Alargamiento. Bajo ciertas condiciones que se pueden definir, las vocales breves
se alargaron. Si esto fue para compensar algún otro fenómeno (como en el caso de una
gutural que rehusa geminación) se le llama alargamiento compensatorio (§15.14).
§15.11 Una vocal breve en una sílaba acentuada (§16. ss.) generalmente se alarga
(§14.23). Esto suele llamarse (incorrectamente) ‘alargamiento tónico’. Ejemplos: ‫ ַדם־‬dam

aunque también se da ‫ דם‬dām; ‫‘ ִּע ִּּתים‬ittîm aunque ‫‘ ֵּעת‬ēṯ; ‫ כל־‬kol y ‫ ֻכלם‬kullām pero

nota ‫ כֹּל‬kōl; ‫ ֻחקה‬ḥuqqāh pero ‫ חֹּק‬ḥōq. Las excepciones que siguen deben ser estudiadas
cuidadosamente.
§15.111 En las sílabas que deberían ser doblemente cerradas (§16.12), el a-breve no se
alarga excepto en forma pausal (§11.55). Note: ‫‘ ַעם‬am, cf. ‫‘ ַע ִּּמי‬ammi, pero en pausa ‫עם‬

‘ām, en contraste a ‫ דם‬dām, ‫ ד ִּמי‬dāmî.

§15.112 Una vocal a, que estaba antes en sílaba originalmente cerrada que se abrió como
resultado de anaptixis (§16.3432, §15.6 ss.), se escribe como vocal breve, por lo general
seḡôl, pero pattāḥ ante gutural. Esta vocal no se alarga ni se reduce, y se puede considerar
básicamente como si continuara en sílaba cerrada. Note: *malku > méleḵ ‫מלְך‬, con el sufijo

malkô ̇‫ ַמ ְלכו‬, pero en constructo méleḵ yiśrā’ēl ‫מלְך יִּ ְׂשר ֵּאל‬.
§15.1121 Nótese, sin embargo, el efecto de la pausa en §15.131.
§15.113 En formas verbales finitas, el a breve no se alarga en sílabas cerradas con
acento, excepto en pausa. Nótese: ‫ ק ַטל‬qāṭál, en pausa ‫ קטל‬qāṭāl donde la sílaba está

cerrada, en contraste a ‫ יצא‬yāṣā’ donde la sílaba está abierta a causa del ’alef quiescente
(§15.54).
§15.1131 Esta regla no se aplica a las vocales de tipo i o u ni a formas verbales no finitas
(e.d. infinitivos o participios), ni a sustantivos: cf. kāḇēḏ, qāṭōn (formas verbales finitas),
qeṭōl (inf. cstr.), qôṭēl (ptcp.), miḏbār (sustantivo).
§15.114 Seḡôl no se alarga a pesar del acento en los sufijos ‘pesados’ -kem, -ken, -hem, -
hen ni en los finales ‘pesados’ de los verbos -tem, -ten: ‫ ֲע ֵּליהם‬, ‫ ֲא ַכ ְלּתם‬.

§15.115 La vocal de unión que se emplea con los sufijos pronominales, generalmente, no
se alarga por el acento: ‫יתנִּ י‬
ֵּ ‫ ְר ִּא‬, ‫יְכו̇ נְ נה‬.
§15.12 En sílaba abierta justo antes del acento tónico (llamada ‘cercana abierta’ en este
manual, en otros sitios suele decirse ‘pretónica’), una vocal breve generalmente se alarga.
En lo que concierne a las reglas de las vocales breves, vocales en sílabas ‘acentuadas’
(abiertas o cerradas) y sílabas ‘cercanas abiertas’ se pueden tratar como fenómeno único.
Cf. ‫דבר‬, ‫ ֵּמאה‬, ‫ּגֹּרל‬. Preste suma atención a las excepciones que siguen.

§15.121 En los sustantivos y en las formas verbales no finitas, las vocales de tipo i o u se
reducen (e.d. a šewâ) en sílabas cercanas abiertas cuando van precedidas por sílaba larga o
sin ninguna sílaba (§15.241). *quṭul > qeṭōl ‫* ; ְקטֹּל‬madabbērîm > meḏabberîm ‫ ְמ ַד ְב ִּרים‬.

§15.122 Para las formas verbales, véase §15.242, más adelante.


§15.13 Deben tenerse en cuenta ciertas peculiaridades de las vocales breves en formas
pausadas (cf. §11.55).
§15.131 La vocal de un segolado tipo a puede llegar a ser qāmāṣ en pausa. Cf. ‫ארץ‬
ַ֣
’éreṣ pero pausal ‫’ ארץ‬āreṣ. Ver Ges. 29i–v para discusión completa.

§15.132 /a/ en sílabas que al principio eran doblemente cerradas (e.d. una sílaba que fue
doblemente cerrada antes de simplificarse, §13.42) se alargan en pausa. Cf. ‫‘ ַעם‬am, pausal

‫‘ עם‬ām, ‫ ַרב‬raḇ, pausal ‫ רב‬rāḇ.


§15.133 Hay tres palabras que toman su forma pausada siempre que llevan el artículo
determinado: ‫ארץ‬
ַ֣ ‫הארץ‬, ‫העם ַעם‬, ‫ההר ַהר‬.
§15.134 Cuando las formas verbales finitas están en pausa, las vocales breves acentuadas
se alargan, al contrario de los principios puestos en §15.113 y §15.122; ‫ק ַטל‬, pausal ‫קטל‬.

§15.135 La primera vocal de sustantivos CaYC > CáyiC se alarga cuando está en pausa,
cf. ‫ ַבַ֣יִּ ת‬báyiṯ, pausal ‫ בוִּ ת‬bāyiṯ. En formas CaWC, la a siempre se alarga: māweṯ ‫מות‬
ַ֣ .
§15.14 Alargamiento compensatorio. Posiblemente como resultado de un esfuerzo
(consciente o inconsciente) por preservar una sílaba larga (§16.13), generalmente se alarga
la vocal cuando la pérdida de una consonante (e.g. el rechazo de geminación) ha motivado
que una sílaba se abra. Como este alargamiento de la sílaba es una compensación por la
pérdida de la consonante, se le llama ‘alargamiento compensatorio’.

§15.141 Ante las guturales ‫ א‬/’/, ‫ ע‬/‘/, y ‫ ר‬/r/, la vocal se alarga en vez de producirse la

geminación de la consonante: *ha‘ ‘éḇeḏ llega a ser ‫העבד‬, la estructura D *birrak llega a

ser ‫ ֵּב ַרְך‬bēraḵ.

§15.1411 Sin embargo, ante las guturales ‫ ה‬y ‫ ח‬no hay compensación: *haḥḥōḏeš >

haḥōḏeš ‫* ; ַהחֹּדׁש‬teḇahhēr > teḇahēr ‫ ְּת ַב ֵּהר‬. En algunas gramáticas esto se llama dagesh
forte implicitum.
§15.142 Ciertas consonantes rechazan la geminación cuando se vocalizan con el ‘shewa
sonoro’ (§13.41 ss.). En tales casos no hay alargamiento compensatorio. Cf. way(y)ehî ‫וַ יְ ִּהי‬,

biq(q)ešû ‫ ִּב ְקׁשּו‬.

§15.15 Una vocal breve ante una semivocal (w, y) de la misma clase evoluciona hacia
una vocal larga. Igualmente, una a breve antes de ‫ א‬puede evolucionar hacia una â casi
larga, y luego a ô.
§15.151 a breve ante ‫ > א‬ô: *â > ô (cf. §29.212).

§15.152 i breve ante ‫ > י‬î: *weyehî > *wiyehî > wîihî ‫יהי‬
ִּ ִּ‫ו‬.

§15.153 u breve ante ‫ > ו‬û: *huwšaḇ > hûšaḇ ‫הּוׁשב‬


ַ .
§15.2 La reducción vocálica tiene lugar bajo ciertas condiciones bien definidas.
§15.21 Se advierte al estudiante que debe distinguir cuidadosamente entre vocales
largas (e.d. las que son largas por naturaleza, a veces llamadas ‘largas puras’, cf. §14.1,
§14.13), y vocales breves alargadas (a veces escritas con letras vocálicas, denominadas
‘plene falso’, §14.23). No cabe duda, si observamos la cuidadosa distinción en la
puntuación, que había una diferenciación fonémica entre las vocales largas y las vocales
breves alargadas.
§15.22 La reducción de vocales largas (§14.1) ha sucedido sólo en sílabas
originalmente cerradas. Bajo cualquier otra condición, la vocal larga no se puede reducir.
§15.221 Al decir ‘originalmente cerrada’ queremos decir una sílaba que nunca fue
abierta (en la medida en que lo podemos determinar) a lo largo de la evolución histórica de
la palabra. Por ejemplo, la forma *hiq-tîl (H10) terminaba antes en una vocal breve, *hiq-tî-
lu, así que la sílaba ṭîl no es originalmente cerrada. Por otra parte, en la forma hiq-ṭál-tā
(H12) la sílaba tal siempre fue cerrada por el sufijo consonántico. De igual manera, la
forma *yaq-ṭēl (H40) siempre fue cerrada, ya que el yusivo no terminó nunca en vocal
breve (cf. ARAB).
§15.222 Al reducirse la vocal larga, quedó sujeta a las reglas que gobiernan las vocales
breves del mismo tipo (e.d. tipo a, i, ó, u). Así que, *yaqṭîl (yus.) se redujo a *yaq-ṭil
(§15.22), y luego la vocal breve se alargó, según (§15.11), yaq-ṭēl ‫יַ ְק ֵּטל‬.

§15.2221 Este fenómeno se encuentra en las formas yusivo e imperfecto convertido, y es


un factor importante para reconocer tales formas (§27.51).

§15.223 Aunque ṣêrê (ֵָּ ) es una vocal breve alargada (§14.2312), en varios casos no se

reduce, por ejemplo: ‫ַה ּ֫מלְך‬ ‫ ֵּלב‬lēb ham-mé-leḵ (cstr.), ‫‘ ַעל ִּכ ֵּסא ַמ ְלכּותֹו‬al kis-sē’ mal-
ḵû-ṯô (también cstr.). Este fenómeno debe ser notado particularmente en las formas
masculinas singular de los participios Q en forma constructa (Q52): ‫ַהנ ִּׁשים‬ ‫ ׁש ֵֹּּמר‬šô-mēr
han-nā-šîm.
§15.23 La reducción de vocales cortas. En una sílaba abierta donde se encuentran dos o
más sílabas antes del acento tónico (llamada ‘sílaba lejana abierta’ en este manual, para
distinguirla de la sílaba cercana abierta, §15.12), las vocales breves se reducen: a) a shewa
(§14.23) si su consonante no es gutural, b) a shewa compuesto (una vocal ḥăṭap̄ , §§11.32,
.325) si es gutural: dā-ḇār, de-ḇā-rîm ‫ ; ְדב ִּרים‬ḥō-deš, ḥŏ-ḏā-šîm ‫’ ;חד ִּׁשים‬ă-ḥaš-wē-rôš

‫ ֲא ַח ְׁשוֵּ רֹוׁש‬.
§15.231 Es muy importante tener en cuenta el hecho de que las palabras en forma
constructa (anexión, §17.12) y las palabras ligadas por maqqef (§11.45) tienen un solo
acento mayor, de modo que la(s) palabra(s) que va(n) delante de la palabra acentuada
tendrá(n) sólo sílabas ‘cerradas sin acento’ y ‘lejanas abiertas’: ‫ּמלְך‬
ַ֣ ‫ַה‬ ‫ ְּפנֵּ י‬pe-nê ham-mé-
leḵ; note ba-ḥâ-ṣar bêt-ham-mé-leḵ ‫ּמלְך‬
ַ֣ ‫ית־ה‬
ַ ‫ֵּב‬ ‫ ַב ֲח ַצר‬.
§15.232 Las vocales de sílabas originalmente dos veces cerradas, que se han abierto por
anaptixis, (e.d. los segolados, §15.61 y 15.611) no se alargan en sílabas cercanas abiertas
ni se reducen en sílabas lejanas abiertas. Continúan actuando como si estuvieran en una
sílaba cerrada. Nótese: ‫יְ הּודה‬ ‫ ַ֣מלְך‬me-leḵ ye-hû-dāh; ‫ ְב ַׁש ַער ַה ַּ֣מלְך‬be-šá-‘ar ham-mé-
leḵ; ‫ֲאדר‬ ‫ הּוא־חֹּדׁש‬hû’-ḥṓ-ḏeš ’a-ḏār.
§15.233 Las vocales breves que han sufrido alargamiento compensatorio (§15.14) no se
reducen en sílabas lejanas abiertas. Lo mismo sucede con las vocales ante ‫ ה‬/h/ y ‫ ח‬/ḥ/, que

tienen ‘geminación implícita’ (§15.1411): ‫את־המן‬ ‫ ַמ ֲהרּו‬ma(h)-hă-rû ’eṯ-hā-mān; ‫וְ ׂש ֵּרי‬


‫ ַה ְּמ ִּדינו̇ ת‬we-śā-re ham-me-ḏî-nôṯ; ‫ יֵּ עׂשה‬yē-‘ā-śêh.
§15.24 Vocales breves en sílabas cercanas abiertas se reducen bajo ciertas condiciones,
lo cual es una aparente violación de (§15.12).
§15.241 En una sílaba cercana abierta, las vocales breves del tipo i y u (cf. §14.231) se
reducen a shewa cuando esa sílaba está precedida por una sílaba larga (e.d. CvC o Cv) o
cuando no hay sílaba ante ella, e.g. ‫ ֵּבן‬bēn, pero note ‫ ְבנִּ י‬be-nî; ‫ ׁש ֵֹּּמר‬šô-mēr, pero ‫ׁש ְֹּמ ִּרים‬

šô-me-rîm; pero cf. ‫ יִּ ְק ְט ֵּלַ֣נִּ י‬yiq-te-lḗ-nî.

§15.2411 Observe que esta regla se aplica a sustantivos, formas verbales no finitas, y
formas verbales finitas con sufijos.
§24.2412 Esta regla no se aplica a las vocales del tipo a. Sin embargo, a veces un
participio (que no sea de la estructura Q) parece seguir la regla del tipo i/u a través de
analogía. Observe: ‫ יִּ ְׁשמ ֵּענִּ י‬yiš-mā-‘ḗ-nî (cf. yiq-ṭe-lê-nî en §15.241); ‫ ִּמ ְׁשּפ ִּטים‬miš-pā-ṭîm

(cf. šô-me-rîm); pero cf. ‫ נִּ ְמ ְצ ִּאים‬nim-ṣe-’îm (donde esperaríamos ver *nim-ṣā-’îm).

§15.242 En las formas verbales finitas, que no están en pausa, cualquier vocal breve se
reduce a shewa en la penúltima sílaba abierta sin acento, y la vocal de la antepenúltima, si
la hay, se mantiene acompañada de un metheg: ‫ קיְ לּו‬qā-ṭe-lû (pausal ‫ קטלּו‬qā-ṭā́-lû), cf.
§17.2s.
§15.2421 Usamos aquí la denominación de ‘penúltima abierta sin acento’ en vez de
‘cercana abierta’, porque el fenómeno parece estar limitado a una sílaba penúltima cercana
abierta.
§15.2422 Esta regla no se aplica a formas pausadas (§11.55) ni a formas no finitas, e.g.:
‫ יִּ ְקטֹּלּו‬yiq-tṓ-lû, ‫ נִּ ד ִּחים‬nid-dā-ḥîm.
§15.2423 La diferencia entre alargamiento/reducción de las vocales breves, será de ayuda
al estudiante para poder distinguir formas verbales finitas mientras se acostumbre a la
lengua hebrea.
§15.243 Una vocal breve no puede reducirse en una sílaba cerrada.
§15.25 Será de provecho discutir los shewas junto con la reducción vocálica, debido a
que muchas veces representan una vocal reducida.
§15.251 Es muy común hablar de dos tipos de šewâ, el ‘shewa sonoro’ (šewâ nā’ ‘shewa
móvil’) y el ‘shewa mudo’ (šewâ nāḥ ‘shewa quiescente’). El shewa mudo a veces es
denominado ‘divisor de sílabas’, puesto que se le encuentra al final de sílabas cerradas (con
la excepción de las cerradas por dagesh fuerte, llamadas ‘sílabas agudas’, §16.3613). Sin
embargo, como algunos shewas ‘sonoros’ son mudos, y como no todas las sílabas se
dividen por el ‘divisor de sílabas’ esta distinción produce confusión.
§15.2511 Observe que si dos shewas sucesivos aparecen en una palabra HEB, el primero
tiene que ser un shewa mudo (un divisor silábico), y el segundo tiene que ser sonoro. E.g.:
‫ ִּּת ְכ ְּתבּו‬tiene que ser tiḵ-te-ḇû; no es posible que sea ti-ḵet-ḇû, porque una vocal breve no
puede reducirse en sílaba cerrada (§15.243), ni puede ser ti-ḵe-te-ḇû porque el primero de
los shewas sonoros siempre produce una vocal breve (§15.651). Intente pronunciar esta
palabra de las tres maneras distintas, y verá por qué debe prevalecer la primera. En este
ejemplo específico, el dagesh ligero en ‫ ּת‬y su ausencia en ‫ ב‬debe servir de ayuda.

§15.252 El šewâ sonoro puede ser cualquier cosa desde un sonido de vocal breve hasta
ausencia de sonido. Debe estudiarse cuidadosamente.
§15.2521 Algunos gramáticos denominan a la consonante con shewa sonoro una ‘media
sílaba’ (cf. Ges. §28a). Otros no lo toman como sílaba. Según las reglas fonéticas, en
algunos casos se puede oír una sílaba distinta y por esta razón tiene que ser tomada como
tal. En otros casos, oímos una consonante silábica inicial, cf. ‫ ְכ ַת ְבּתם‬ke-ṯaḇ-tém [kə-

tav’tεm], pero note ‫ ְׁשמֹּנִּ ים‬se-mô-nîm [∫mo’nim]. Si la palabra anterior termina en vocal, la
consonante inicial con shewa se liga muchas veces a esa vocal y el shewa llega a ser mudo.
§15.2522 En algunos casos, el shewa sonoro se ha reducido a cero (denominado ‘shewa
cero’ en este manual), y la siguiente letra begadkepat tendrá dāḡēš qal (lenē): ke-ṯōḇ ‫ ְכתֹּב‬,

pero note liḵ-tōḇ ‫( ִּל ְכּתֹּב‬observe el dāḡēš en el segundo ejemplo).

§15.253 Cuando un shewa sonoro sigue a una gutural, se mantiene un poco más del
sonido vocálico, y se escribe un ḥăṭap̄ -šewâ (§11.325). Así que ḥā-ṣēr ‫ ח ֵּצר‬llega a ser ḥă-

ṣar ‫ ֲח ַצר‬cuando está en forma cstr.

§15.2531 Usualmente el ḥăṭap̄-šewâ es de la misma clase vocálica que la vocal que ha


sido reducida. Sin embargo, a causa de la influencia que tiene la gutural (§15.43), las
vocales de clase i a veces se reducen a ḥăṭap̄ -pattāḥ.
§15.2532 Cuando se produce una abertura secundaria (§15.421), el shewa mudo
evoluciona hacia una vocal; primero una vocal-ḥăṭap̄ (*yá‘-mōḏ > ya-‘ă -mōḏ ‫)יַ ֲעמֹּד‬, y

luego una vocal breve completa: *ya‘-mō-ḏû > ya-‘ă-mō-ḏû > ya-‘ă-me-ḏû ‫ ַי ֲע ְמדּו‬.

§15.254 Es evidente que el estudiante que está acostumbrado a pensar sólo en los shewas
‘sonoros’ y ‘divisores de sílabas’, preguntará, ‘¿de dónde viene esa vocal?’ o ‘¿qué ha
sucedido a aquella vocal?’ Tenemos que pensar en el proceso por el cual unas vocales se
reducen a cero y otras evolucionan desde cero.
§15.3 El cambio vocálico cualitativo es el cambio de una vocal de una clase (a, i o u) a
una vocal de otra clase. Usualmente es un cambio condicionado, e.d., sólo sucede bajo
ciertas condiciones.
§15.31 Ya hemos notado el cambio o mutación cananea de â a ô (§14.11). No parece
haber sido un cambio condicionado, y sucedió antes de la época del HEB bíblico.

§15.32 Vocal a breve > i en sílabas cerradas sin acento: *yaq-ṭul > yiq-tōl ‫ ;יִּ ְקטֹּל‬cf. ya-

ḥă-lōm ‫ ; ַי ֲחֹלם‬aquí la sílaba no está cerrada y el cambio vocálico no sucede. Este fenómeno
ha sido llamado ‘atenuación’. No siempre se produce, y sucede más frecuentemente al
comienzo de una palabra que al final de ella. Ges. §27s.
§15.321 Cuando se produce la abertura secundaria (§15.421), no se da la atenuación.
§15.322 La atenuación generalmente no aparece en el H impf. (H20), probablemente
debido al síncopa anterior (§13.522).
§15.323 La atenuación no tiene lugar en el artículo determinado ni con preposiciones que
han sido sincopadas con el artículo determinado.
§15.33 Vocal i breve > a en sílabas originalmente cerradas con acento (§15.221). Esto
se ha llegado a conocer como la ‘ley de Philippi’.
§15.331 La Ley de Philippi se destaca particularmente en las formas de las estructuras D
y H cuando tienen sufijos consonánticos (por esta razón eran originalmente cerradas; v. los
ejemplos en §15.221).
§15.332 En las formas D12, 13, 14 y 19, i cambia con regularidad a a: *dib-bir-ta > dib-
bár-tā ‫ ִּד ַ֫ב ְרּת‬.

§15.3321 En las formas D17 y 18 se encuentra el cambio, aún cuando la sílaba no es


acentuada. Probablemente es por analogía: *dib-bir-tem > dib-bar-tém ‫ ִּד ַב ְר ּ֫תם‬.

§15.3322 El cambio no sucede en el D impf, impv. (D32), ptcp. (D50), o inf. cstr. (D65).
§15.333 En las formas H-perf., el cambio i > a se encuentra en las mismas condiciones
que gobiernan las formas D (§15.331s.). *hiq-ṭîl-tî > *hiq-ṭíl-tî (§15.22) > hiq-ṭál-tî
‫ ; ִּה ְק ַ ַ֣ט ְל ִּּהי‬pero es taq-ṭḗl-nā ‫ ַּת ְק ֵּ ַ֣ט ְלנה‬.
§15.34 Ges. §27w anota la disimilación de vocales “para evitar que dos vocales
similares, o íntimamente relacionadas, se sigan la una a la otra en una misma palabra”. Este
fenómeno es de tan poca frecuencia que no merece ser establecido como una regla.
§15.35 Debe notarse el cambio de a a e en un gran número de segolados (§17.11).
Existe también la otra posibilidad de que el seḡôl fuera pronunciado (æ) (como a en INGL
man), así que es muy probable que el HEB méleḵ sonara como el ARAB malk. Si es así,
entonces no habría un verdadero cambio vocálico.
§15.4 A causa de la manera en que se producen los sonidos, las guturales,
especialmente /ḥ/ y /‘/, condicionan las vocales próximas tanto en el sentido cuantitativo,
como cualitativo.
§15.41 Se ha tratado del alargamiento compensatorio en §15.14.
§15.42 Una vocal breve en sílaba abierta que comienza con gutural (Gv) no se reduce
por completo, sino que retiene algo de su cualidad y cantidad como vocal-ḥăṭap̄ (§15.253,
§11.325).
§15.421 Una sílaba cerrada por una gutural (CvG) puede abrirse bajo ciertas
condiciones. (Cf. W. S. Lasor, ‘Secondary Opening of Syllables Originally Closed With
Gutturals’, JNES 15 1956:246–250). La gutural luego genera una vocal que será de la
misma naturaleza que la vocal anterior. *yaḥ-lōm > ya-ḥă-lōm ‫* ; ַי ֲחלם‬he’-mîn > he-’ě-mîn

‫* ;ה ֱא ִּמין‬yu‘-mad > yo-‘o-maḏ ‫ ַי ֲע ַמד‬.


§15.4211 Esta vocal generada puede evolucionar aún más hacia una vocal breve normal,
v. §15.2532.
§15.4212 La vocal de una sílaba originalmente cerrada no se reduce al quedar en posición
lejana abierta, sino que actúa como si todavía estuviera en sílaba cerrada sin acento. Cf.
§15.221.
§15.4213 La vocal generada (§15.4211, §15.2532) también actúa como si estuviera en
sílaba cerrada cuando, a través de la evolución morfológica, se reduce la vocal siguiente:
*ya‘-mōd > ya-‘ă-mōḏ + û > ya-‘a-me-ḏû o ya-‘am-ḏu ‫יַ ַע ְמדּו‬, (¡fíjese que la letra
begadkepad está fricatizada (§11.422)!).
§15.43 Las guturales prefieren vocales de clase a en su entorno, particularmente ante
ellas. Esto se debe a la manera en que se realizan las consonantes guturales (§12.35), lo
cual, a la vez, influencia la realización de los sonidos vocálicos en su entorno.
§15.431 Fíjese que en los casos que conciernen a los segolados (e.d. las formas
evolucionadas por anaptixis del CvCC (§15.61)), se ve claramente la influencia de la
gutural. Así que *malk > méleḵ ‫מלְך‬, pero note *zibḥ > zéḇaḥ ‫ ז ַבח‬y na‘r > ná‘ar ‫ ַנ ַער‬.
CiCG con regularidad > CéCaG, y CaGC/CiGC > CáGaC.
§15.4311 La vocal de clase u en formas CuGC no se ve afectada por la gutural: *pu‘l >
pṓ-‘al ‫ּפ ַעל‬
ֹּ ַ֣ .

§15.432 Cuando una vocal de clase i o u precede a ‫ ח‬/ḥ/, ‫ ע‬/‘/, o ‫( ּה‬hê con mappîq) /h/
al final de palabra, la influencia de la gutural puede manifestarse de varias maneras.
§15.4321 Si la vocal es larga î, ô o û, se coloca un breve sonido a (a) entre la vocal larga y
la gutural final. Esto se representa gráficamente por un pattāḥ escrito debajo pero
pronunciado antes de la gutural final, y se denomina pattāḥ genuḇāh (pattāḥ furtivo). *rûḥ >
rûaḥ ‫רּוח‬
ַ , *hišlîḥ > hišlîaḥ ‫ ִּה ְׁש ִּל ַיח‬, *gaḇôh > gāḇôah ‫ּגבו̇ ַּה‬. Nótese que este pattāḥ no
añade una sílaba a la palabra; es [ruax] y no [ru-ax] como se pronuncia a menudo
incorrectamente.
§15.4322 Si la vocal es una vocal breve alargada, no en pausa, el sonido a generalmente
toma el lugar de la vocal breve: *šillēḥ > šillaḥ ‫ ִּׁש ַלח‬, pero en forma pausada es šillēaḥ

‫ ִּׁש ֵּל ַח‬.


§15.4323 La ē alargada a veces actúa como vocal larga (y no como vocal breve alargada,
cf. §15.11): *rē‘ > rēa‘ ‫ ֵּר ַע‬.

§15.433 ‫ א‬inicial /’/, cuando está en una sílaba cerrada o abierta secundariamente y
cerca del acento tónico, lleva por lo general vocal de clase i, cf. ’ešqōl ‫א ְׁשקֹּל‬, ’e‘ěśêh

‫( א ֱעׁשה‬pero ya‘a-śêh ‫) ַי ֲעׂשה‬. Por otro lado, cf. ’aḇáḏti ‫א ַב ְַ֣ד ִּּתי‬, ’ānáp̄ tā ‫א ַנ ְַ֣פּת‬, etc.
§15.4331 Con H impf. (H24), sin embargo, la vocal con ’ālep̄ usualmente concuerda con
la de las otras formas del H impf.: ’ašlîaḥ ‫ ַא ְׁש ִּל ַיח‬.
§15.434 La i breve suele evolucionar a e ante las guturales no finales. Esto se nota
particularmente en las formas 1cs impf. (24): yiqṭōl ‫ יִּ ְקטֹּל‬pero ’eqṭōl ‫א ְקטֹּל‬. Cf. también
*’iḥḥad > ’eḥāḏ.
§15.5 Pérdida de vocal. Una vocal puede perderse bajo ciertas condiciones.
§15.51 Existe evidencia de que en algún tiempo los sustantivos tenían un indicador
vocálico breve de caso en el singular. Casos similares (ARAB, AC, UGAR) evidencian las
vocales u (nominativo), i (genitivo), y a (acusativo). Estas vocales, breves en su origen, se
han perdido en HEB: *’arṣu > *’arṣ > ’éreṣ ‫* ;ארץ‬šalâmu > šālôm ‫ׁשלו̇ ם‬.

§15.511 La pérdida de la vocal breve final produjo a veces una sílaba doblemente
cerrada (e.d. una sílaba secundaria, no una originalmente cerrada), y se hizo necesaria la
anaptixis (§15.61).
§15.512 La presencia de la vocal breve original significaba que ciertas sílabas no eran
originalmente cerradas (§15.221), de modo que las vocales largas no se redujeron (repase
§15.22).
§15.52 También hay evidencia de que las formas verbales finitas antiguamente
terminaban en vocal breve; es posible que fuese a, para el perfecto indicativo y el
imperfecto subjuntivo, y u para el imperfecto indicativo (cf. evidencia arábiga).
§15.521 La presencia original de la vocal breve preservó a ciertas sílabas de ser
‘originalmente cerradas’ (§15.221), así que conservaron las vocales largas (§15.22). Donde
la vocal breve no estaba presente (como en las formas yusivas e impf. convertidas), la
sílaba en un principio cerrada provocó la vocal originalmente larga.
§15.53 Bajo ciertas condiciones no muy bien definidas una vocal breve reducida (e.d.
un ‘shewa sonoro’ §15.252) puede desaparecer por completo cuando se añade una
preposición a la forma. Debe notarse la presencia del dagesh cuando le + keṯoḇ > liḵtōḇ
‫ ִּל ְכּתֹּב‬, pero su ausencia cuando le + ṣeḇō’ > liṣḇō’ ‫ ִּל ְצבֹּא‬.
§15.54 Una vocal reducida (shewa) que sigue a un ’ālep̄ puede desaparecer y el ’ālep̄
quedar quiescente. Entonces la vocal anterior al ’ālep̄ queda sujeta a las condiciones de la
sílaba abierta; cf. le + ’ěmōr > lē’mōr ‫ ֵּלאמֹּר‬.

§15.6 Aparición de vocales. Bajo ciertas condiciones puede aparecer una vocal.
§15.61 En palabras que por la pérdida de vocales breves finales (§15.51) han venido a
ser doblemente cerradas (excluyendo los casos de geminación), se produce una vocal
anaptíctica, usualmente seḡôl pero que con guturales es pattāḥ y con la segunda radical yôḏ
(CYC) es ḥîrîq. Nótese bien lo siguiente: *malku > *malk > méleḵ ‫מלְך‬
ַ֣ ; *ba‘lu > *ba‘l >
*bá‘al ‫ב ַעל‬
ַ֣ ַ ; *maymu > *maym > *máyim ‫ ַ ַ֣מיִּם‬.
§15.5611 Los sustantivos que proceden de forma CvCC con anaptixis, en particular
aquellos que tienen dos seḡôles, suelen ser llamados segolados (v. §24.21s.).
§15.62 A través de la abertura secundaria de una sílaba originalmente cerrada por una
gutural, suele producirse una vocal ḥăṭap̄ que puede evolucionar hacia una vocal breve
(§15.2532).
§15.63 Una vocal breve ante un ’ālep̄ quiescente puede generar una vocal larga (e.d.
una vocal larga pura §14.1). Note: *ra’š > *râ’š > *rô’š ‫* ;רֹּאׁש‬ṣa’n > *ṣâ’n > *ṣô’n ‫צֹּאן‬.
A causa del cambio â > ô se debe pensar que el fenómeno es muy temprano (e.d. anterior a
la mutación cananea, §14.11).

§15.631 En las formas de impf. de cinco verbos ’CC (‫אבד‬, ‫אבה‬, ‫אכל‬, ‫אמר‬, ‫ )אפה‬la
a breve del prefijo se combinó con el siguiente ’ālep̄ para producir una vocal a casi larga,
que cambió a o larga. Ges. §68b. *ya’kal > *yâ’kal > yô’ḵal ‫אכל‬
ַ ֹּ ‫י‬.
§15.64 En las formas de los verbos CC2 (‘ayin-‘ayin) con sufijo consonántico, se
coloca una vocal para prevenir una sucesión de tres consonantes, con las siguientes normas:
§15.641 En el perf. (12, 13, 14, 17, 18, 19) la vocal que separa es ô: hasibbta > hasibbôṯā
‫ ַה ִּסבו̇ ת‬.
§15.642 En el impf. (26, 28) la vocal que separa es ê, gráficamente representada por
seḡôl-yôḏ‫* ; ָי‬tasibbnāh > tasibbênah ‫ ַּת ִּסבינה‬.

§15.65 En una sucesión de vocales reducidas (shewas sonoros) se puede producir una
vocal breve, de la siguiente forma:
§15.651 El primero de dos shewas sonoros consecutivos evoluciona hacia una vocal
breve, usualmente un ḥîrîq, pero en algunos casos en pattāḥ: *deberêyhem > diḇrêhe,
‫* ; ִּד ְב ֵּריהם‬melekêy qédem (cf. melāḵîym) > malḵêy qéḏem ‫ ַמ ְל ֵּכי ַ֣קדם‬.
§15.6511 Si se produce una sucesión de tres vocales reducidas, la segunda de ellas es la
que se convierte en vocal breve: *ledeberêyhem > lediḏreyhem ‫ ְל ִּד ְב ֵּריהם‬.

§15.652 Si la segunda consonante con shewa es un yôḏ, se produce una î larga: *beyemêy
dāwîḏ > bîymêy dāwîḏ ‫דוִּ ד‬ ‫ימי‬
ֵּ ‫ ִּב‬.
§15.653 Si un shewa sonoro sencillo está ante una vocal ḥăṭap̄ , el shewa se convierte en
vocal de la misma clase que la vocal ḥăṭap̄ . *beḥăṣar hammeléḵ > baḥăṣar hamméleḵ
‫ ַב ֲח ַצר ַהּמלְך‬.
§15.654 Si un wāw con shewa viene ante otra consonante que lleva un shewa sonoro, se
produce una û larga: *weṯeḵḗlet > ûṯeḵḗleṯ ‫ּות ֵּכַ֣לת‬
ְ .
§15.66 El caso del pattāḥ genûḇāh (cf. §15.4321) puede considerarse aparición de una
vocal, aunque ésta es tan débil que no constituye sílaba nueva.
§15.67 Aquí se puede mencionar el paso de las semivocales (§12.51) a vocales cuando
están a final de palabra o de sílaba (*-cw > -cû, *-cy > -cî). Sin embargo, no es propiamente
la aparición de una vocal, sino que más bien corresponde a la naturaleza de la semivocal.
§15.7 Un diptongo es un solo sonido formado por la combinación de dos sonidos
vocálicos distintos sin que se pierdan los elementos componentes (§14.3). Si se modifica
cualquiera de las partes componentes o se pierde un sonido, el diptongo se reduce a una
sola vocal y se llama monoptongo. A veces no se considera esta distinción en el tratamiento
fonético de los diptongos.
§15.71 En el HEB bíblico los diptongos pueden sufrir una alteración vocálica que
depende generalmente de la naturaleza de la sílaba en que se producen y de su relación con
el acento tónico.
§15.72 Normalmente sólo se encuentran los diptongos aw [ɑw] y ay [ɑi] en sílabas
cerradas acentuadas que se han formado por la simplificación de una consonante geminada
al final de palabra: *ḥayy > ḥay ‫( ַחי‬pl. ‫* ;) ַחיִּ ים‬gaww > gaw ‫( ּגַ ו‬con sufijo ‫)ּגַ ּוֹו‬.

§15.721 Solemos encontrar anaptixis (§15.61) si la sílaba ha sido doblemente cerrada por
una semivocal y otra consonante: *mawt > mā́weṯ ‫מות‬
ַ֣ ; *bayt > báyiṯ ‫ ַביִּת‬.
§15.7211 La vocal original se mantiene en su forma anterior como si se tratara de una
sílaba cerrada acentuada (§15.112). ay se alarga cuando es pausal (§15.135).
§15.7212 La palabra *yawm (cf. ARAB yawm) ‘día’ siempre se monoptonga en HEB
bíblico > yôm ‫יֹום‬. No se encuentra la forma *yā́wem, análoga a mā́weṯ.

§15.73 En todos los demás casos aw se reduce al monoptongo ô y ay a ê.


§15.731 aw > ô con la excepción de los casos mencionados en §15.72s. *mawt > môṯ
(ûḇemôṯ ’aḇî́hā ‫א ִּביה‬ ‫ּובמו̇ ת‬
ְ ).
§15.732 ay > ê con la excepción de los casos mencionados en §15.72s. Sin embargo, el
monoptongo ê se escribe de cuatro maneras distintas, siendo posible que en un tiempo haya
representado cuatro variantes fonéticas diferentes. Ahora, todas se pronuncian [e:].
§15.7321 Cuando el monoptongo está en una sílaba abierta acentuada en posición medial,
generalmente se escribe seḡôl yôḏ: ‘ālêyḵā ‫עליַ֣ ָך‬.
§15.7322 Cuando el monoptongo está en una sílaba abierta acentuada a final de palabra,
generalmente se escribe seḡôl hê: mištêh ‫ ִּמ ְׁשּתה‬.

§15.7323 Cuando el monoptongo está en una sílaba átona (abierta) a final de una forma
sing. generalmente se escribe sêrê hê: mištêh yáyin ‫ַיִֽיִּ ן‬ ‫ ִּמ ְׁש ֵּּת ַה‬.
§15.7324 En sílaba átona (a menos que sea la sílaba final de una forma sing.), el
monoptongo generalmente se escribe sêrê yôḏ: ‘êynôw ‫‘ ; ֵּעינֹו‬êyn šôwêh ‫ׁש ֹּוה‬ ‫ ; ֵּאין‬lip̄ nêy
hamméleḵ ‫ּמלְך‬
ַ֣ ‫ַה‬ ‫ ִּל ְפנֵּ י‬.
§15.74 Hay casos excepcionales que aparentemente no se pueden incluir en las reglas
generales. Estos deben ser observados cuando aparecen.
§16. Se puede definir una sílaba como los sonidos que producen un ápice de
sonoridad, v. §10.44. Los eruditos encuentran dificultad para definir qué es una sílaba, pero
lo cierto es que no hay problema para reconocerlas. En el HEB bíblico el estudio silábico es
importante por la relación entre la cantidad vocálica y la sílaba.
§16.1 La sílaba final de una palabra se llama última. La anterior se llama penúltima y
la que está adelante se llama antepenúltima.2
§16.11 Se llama sílaba abierta a la que termina en vocal, sea V (vocal) o CV
(consonante vocal). Una sílaba es cerrada cuando termina en una consonante, e.g. VC o
CVC.
§16.12 Cuando una sílaba empieza con dos o más consonantes (CCV, CCVC), la
combinación de consonantes se llama agrupación consonantal. Una sílaba es doblemente
cerrada cuando termina con dos consonantes (VCC, CVCC).
§16.13 Consideramos que una sílaba es larga a) si lleva una vocal larga o una vocal
breve alargada, o b) si es cerrada (e.d. cv̂, cv̄, cvc).
§16.2 Una palabra en HEB tiene tantas sílabas como vocales o diptongos distintos
tenga.
§16.21 Existe una diferencia de opinión entre los hebraístas al valorar las sílabas con
‘shewa sonoro’ (§15.2521) o las sílabas con una abertura secundaria (§15.421). En este
manual las consideramos como sílabas si hay un ápice de sonoridad, e.d. si oímos una
vocal, aunque sea muy débil, con la excepción del pattāḥ furtive (§15.4321).
§16.3 En HEB bíblico toda sílaba (a excepción de un caso) tiene que empezar en
consonante, y sólo una consonante (a excepción de dos casos). (Se le recuerda al estudiante

2
LaSor, W. (2001). Manual de hebreo bíblico, volumen 2: Un método inductivo basado en el texto
hebreo del libro de Ester (pp. 41–100). Bogotá, Colombia: Centros de Literatura Cristiana.
que ’ālep̄ ‫ א‬y ‘áyin ‫ ע‬son consonantes). Una sílaba puede ser abierta, cerrada, o
doblemente cerrada (§16.11s.). Así que, encontramos las siguientes sílabas:
V Sílaba abierta, sólo vocal (§16.31) un solo caso excepcional.
CV Sílaba abierta (§16.32).
CVC Sílaba cerrada (§16.33).
CVCC Sílaba doblemente cerrada (§16.34).
CCV(C) Sílaba que empieza con una agrupación de consonantes (§16.35).
§16.31 La única sílaba en el HEB bíblico que empieza con una vocal es la conjunción
*wa-; cuando viene ante una consonante con shewa o ante una de las labiales b, m, p, se
transforma en la vocal larga û-: ûṯeḵḗlet, ûḇimlôṯ.
§16.32 Una sílaba abierta se compone de una consonante y la vocal siguiente.
(Gráficamente se suele escribir la vocal debajo de la consonante, §11.32s.). Puede ser
acentuada (tónica) (cv́) o inacentuada (átona) (cv).
§16.321 Por el efecto que la sílaba ejerce sobre la cantidad vocálica, hay que distinguir
entre sílabas inacentuadas que son cercanas abiertas y sílabas inacentuadas que son lejanas
abiertas, como se describen en las siguientes secciones.
§16.3211 Sílaba cercana abierta es una sílaba abierta justamente antes de la sílaba tónica
(§11.56). La penúltima de ‫ דבר‬dā-ḇā́r (CV-cv́c) es cercana abierta.

§16.3212 Sílaba lejana abierta es una sílaba abierta que está dos o más sílabas antes del
acento tónico. La antepenúltima de ‫ ְמל ִּכים‬me-lā-ḵîm (CV-cv-cv́c) es lejana abierta. La

cuarta sílaba antes de la tónica en ‫’ ֲא ַה ְׁשוֵּ רׁש‬â-ḥaš-wē-rôš (CV-cvc-cv-cv́c) también es


lejana abierta. En otras palabras, cualquier sílaba abierta átona que no sea cercana abierta es
lejana abierta.
§16.3213 Generalmente no se incluyen en las reglas de acentuación las sílabas abiertas
que siguen al acento tónico. Actúan como sílabas cercanas abiertas (a menos que sean
monoptongos), cf. ‫ט ְלּת‬
ַ֣ ַ ‫ ק‬qā-ṭál-tā, ‫’ ֵּ ַ֣אלה‬ḗl-lêh.
§16.33 Una sílaba cerrada se compone de dos (o más) consonantes además de una
vocal intercalada. En HEB bíblico la sílaba cerrada suele ser consonante vocal consonante
(CVC). Puede ser tónica o átona.
§16.331 Se pueden diferenciar algunas alteraciones vocálicas si las sílabas son cerradas
originalmente o cerradas por causas secundarias, e.d. por evolución; repase §15.221.
§16.3311 Las sílabas que no eran cerradas originalmente pudieron pasar a ser cerradas
por una causa secundaria como la pérdida de una vocal breve final (§15.511) o la reducción
de una vocal a un shewa cero (§15.53).
§16.3312 Una sílaba pudo haber sido cerrada originalmente por la morfología de la
palabra (e.g. hiḵ-táḇ-tā, donde la penúltima era cerrada al principio por la adición del sufijo
consonantal -tā), o por el hecho de que la forma siempre fue cerrada (e.g. yap̄ -qēḏ, donde el
yusivo nunca tuvo una vocal breve final, tal como se confirma por la evidencia ARAB).
§16.34 La sílaba doblemente cerrada es más o menos rara en HEB bíblico. Aparece tan
sólo al final de palabra y sólo con consonantes no geminadas (con muy pocas excepciones),
cf. §13.42.

§16.341 Se encuentra una sílaba doblemente cerrada en el pronombre pers. 2fs: ‫’ ַאּת‬att.

§16.342 También se encuentra en las formas verbales 2fs perf. (13), ‫ ק ַט ְל ְּת‬qā-ṭalt.

§16.3421 La anaptixis aparece en verbos CCG, pero el dagesh débil queda como si la
sílaba estuviera doblemente cerrada: ‫ ׁש ַל ַַ֣ח ְּת‬šā-lá-ḥatt.

§16.3422 En verbos CCY la semivocal llega a ser una vocal plena y la sílaba doblemente
cerrada se simplifica, ‫ ּג ִּלית > *ּג ַליְ ְּת‬gā-lîṯ.

§16.3423 Algunas formas verbales apocopadas (§13.53) quedan doblemente cerradas:


ְ‫ וַ ֵּּת ְבך‬wat-tēḇk (sin embargo, por lo general se pronuncia [wa’tεv-kə).
§16.343 Cuando por pérdida de la vocal breve final (§15.51s.), apócope (§13.53), adición
de una ‘t-lastre’ (§13.513), o adición de un morfema femenino (§25.13), se produce una
sílaba doblemente cerrada, puede suceder uno de los tres fenómenos siguientes:
§16.3431 Si la sílaba hubiera sido doblemente cerrada a causa de una consonante
geminada (§13.3), la geminación se pierde: *’immu > ’imm > ’ēm ‫( ֵּאם‬aunque cf. el sufijo

’immo= ‫) ִּאּמֹו‬. A esta sílaba se le puede llamar ‘doblemente cerrada en otro tiempo’. Cf.
§15.111.
§16.3432 Si la sílaba hubiera sido doblemente cerrada por consonantes diferentes, e.d no
geminadas, por lo general resulta anaptixis (§15.61): *malku > *malk > méleḵ ‫מלל‬
ַ֣ (cf.
sufijo malko= ‫) ַמ ְלכֹו‬.

§16.3433 En pocos casos la sílaba doblemente cerrada se conserva, cf. §16.3423.


§16.35 En HEB bíblico casi no existen agrupaciones iniciales de consonantes, y
ciertamente tampoco en las demás lenguas semíticas. Sílabas como CCV o CCVC son muy
escasas y por esta razón no son reconocidas.
§16.351 Las palabras utilizadas para el número ‘2’ empiezan con agrupaciones de
consonantes, tal como lo indica el dagesh en la forma fem.: ‫ ְׁש ַנִֽיִּ ם‬šná-yim, ‫ ְׁש ַּתיִּ ם‬štá-yim.
Es imposible que un shewa represente una vocal delante de dagesh (§16.3622).

§16.352 En muy pocos casos es posible que se haya añadido un ‫ א‬protético para evitar
una agrupación.
§16.353 En este manual no consideramos como agrupación inicial la de palabras que
llevan shewa después de la primera consonante (con la excepción de las palabras para ‘2’);
se puede ver que este shewa es una vocal reducida. Por esta razón leemos ke-lî y no klî por
‫( ְכ ִּלי‬aunque a veces se pronuncie [kli]), ya que el plur. es kē-lîm ‫ ֵּכ ִּלים‬.
§16.354 Es posible que se encuentre un hê protético en ciertas formas de las estructuras
N y HtD. La evidencia del árabe sugiere que el indicador de la estructura N fue *an/in,
evolucionando en HEB a han-. La evidencia del arameo sugiere que había un *it original
para la estructura HtD, que también evolucionó en HEB a hiṯ-.
§16.36 Dado que es probable que las sílabas en HEB sean difíciles de reconocer para el
estudiante, las siguientes observaciones le servirán de ayuda.
§16.361 El fin de sílaba dentro de una palabra se indica por el dāḡēš ḥāzāq (‘dagesh
reduplicador’, §11.431) o por šewânaḥ (el ‘shewa quiescente’, v. §15.251).
§16.3611 En todas las consonantes menos las begadkepat, el dagesh es ‘reduplicador’ y
por lo tanto cierra la sílaba: ‫ ַד ִּּמים‬dam-mîm.

§16.3612 El dagesh en una begadkepat precedido por vocal tiene que ser dagesh fuerte y
por lo tanto divisor de sílabas: ‫ ְּמ ַד ֵּבר‬me-ḏab-bēr.

§16.3613 Una sílaba que está cerrada por dagesh fuerte a veces se denomina ‘aguda’. Este
término no tiene sentido lingüístico, y probablemente se deriva de la descripción ARAM de
que la letra fuera ‘puntiaguda’ (puntuada) (e.d. con dagesh). El término no debe usarse.
§16.362 El reconocimiento del shewa quiescente resulta algo más difícil.
§16.3621 Si en una palabra aparecen dos shewas sucesivos, el primero tiene que ser
quiescente, cf. §15.2511.
§16.3622 Si se encuentra ante una letra begadkepat con dagesh, el shewa tiene que ser
quiescente, y, por lo tanto, divisor de sílabas: ‫ ִּל ְכּתֹּב‬liḵ-tōḇ. Si el shewa fuera vocálico
(móvil), el único dagesh permitido en la begadkepat sería el reduplicador (§16.3612), que
dejaría al shewa en sílaba cerrada, en contra de §15.243.
§16.3623 Un shewa simple bajo una gutural tiene que ser quiescente, porque de otro
modo la gutural llevaría una vocal-ḥăṭap̄, §15.42
§16.3624 En algunos casos, una vocal se reduce a cero y el shewa se convierte en divisor
de sílabas, aunque la siguiente letra begadkepat puede ser fricatizada, cf. el cstr. ‫ ַמ ְל ֵּכי‬mal-
kê. La presencia de una vocal breve, que normalmente indica sílaba cerrada, puede servir de
ayuda.
§16.363 La sílaba final de una palabra no se señala excepto: a) cuando al final de palabra
hay kāp̄ sôp̄îṯ con shewa ‫ ְך‬o, b) cuando hay dos consonantes diferentes al final de palabra

(e.d. una sílaba doblemente cerrada) y se encuentran shewas en ambas: ‫קט ְל ְּת‬
ַ qā-ṭalt. ‫ַא ְּת‬
’att es una excepción.
§17. El acento, según se trata en este manual, es solamente el acento tónico, e.d. la(s)
sílaba(s) en la(s) cual(es) se marca el tono. Usualmente puede ser determinado por los
acentos masoréticos, cf. §11.5s. El acento tonal, que tiene que ver con la entonación
ascendente, uniforme o descendente, no se puede determinar con precisión y no hace falta
para un conocimiento de la lectura del HEB bíblico (en las gramáticas clásicas, el acento
tónico frecuentemente se conocía como ‘tono’). Debido a la influencia del acento tónico
sobre la cualidad y cantidad vocálica, se aconseja al estudiante que aprenda bien las reglas
del acento.
§17.01 Algunos hebraístas utilizan los términos ARAM milra‘ (correctamente millera’
‫‘ ִּמ ְל ַרע‬debajo de’ = ‘después de’, e.d en la última sílaba) y mil‘ēl (correctamente mille‘ēl
‫‘ ִּמ ְל ֵּעיל‬arriba de’ = ‘antes de’, e.d. en la penúltima sílaba). Ges. §15c.
§17.1 Los sustantivos en estado absoluto por lo general llevan el acento en la última
sílaba (§16.1). Originalmente este acento caía en la penúltima, antes de la pérdida de la
vocal breve final (§15.51): da-bá-ru > dā-ḇā́r ‫דבר‬.

§17.11 Los segolados, e.d. los sustantivos que se han desarrollado a partir de formas
que hubieran sido doblemente cerradas tras la pérdida de la vocal breve final (§16.3432), en
el singular llevan el acento en la penúltima sílaba (§15.61). En la forma original con la
vocal final, el acento hubiera caído de igual manera en la penúltima: *mál-ku > *malk >
mé-leḵ.
§17.12 Los sustantivos (y otras palabras) en estado constructo o unidos a la palabra
siguiente por maqqēp̄ (§11.45) no llevan acento tónico primario.
§17.121 El estudiante debe notar que las vocales de palabras en constructo y las vocales
de palabras unidas a una palabra siguiente por maqqēp̄ siempre serán las vocales de sílabas
átonas, e.d. cerradas sin acento (c.s.a.), cercana abierta (c.a.), o lejana abierta (l.a.) ¡Esto es
sumamente importante!
§17.122 Se encuentra acento tónico secundario en tales palabras ‘unidas’ bajo ciertas
condiciones, pero éstas no afectan las reglas de acentuación.
§17.2 Los verbos se acentúan según las siguientes reglas:
§17.21 En formas verbales finitas sin aformativos, el acento cae en la última: qā-ṭál
‫ק ַ֫טל‬, yiq-ṭṓl ‫יִּ ְק ֫טֹּל‬.
§17.22 Las siguientes condiciones prevalecen en formas verbales finitas con
aformativos:

§17.221 Si la última es cerrada, el acento cae en la última: qā-ṭál ‫ק ַ֫טל‬, qe-ṭal-tém

‫ ְק ַט ְל ּ֫תם‬.
§17.222 Si la última es abierta y la penúltima es larga, el acento cae en la penúltima: qā-
ṭál-nû ‫טלנּו‬
ַ֣ ַ ‫ ;ק‬hiq-ṭî́lā ‫ ִּה ְק ִּ ֫ ַ֣טילה‬.
§17.2221 Nótese que una sílaba es larga si contiene una vocal larga o alargada, o si es
cerrada (v. §16.13).
§17.223 Si la última es abierta y la penúltima es breve, el acento cae en la última en
formas no pausadas (§11.55): qā-ṭe-lû ‫‘ ;ק ְטלּו‬ā-we-ṯāh ‫)עוְ תה‬.

§17.2231 En formas pausadas (cf. §17.223) el acento cae en la penúltima: qā-ṭālāh


‫‘ ;קטלה‬ā-śā-ṯā ‫עׂשתה‬.
§17.3 Bajo ciertas condiciones se produce el cambio de acento:
§17.31 En algún tiempo el acento cambió hacia el final en algunas palabras. Se cree que
la forma pausada preserva la acentuación previa: ’ā-nô-ḵ́ î, pausada ’ā-nṓ-ḵî (AC a-nấ-ku);
’at-tā́, pausada ’át-tā (ARAB ’án-ta); ‘ā-śe-ṯā, pausada ‘ā-śā́-ṯā; y nótese el sufijo pron. -
ḵ́ ā, pausada é-ḵā.
§17.311 Para una discusión más amplia, v. F.W. Bush, ‘Evidence from Milhama and the
Masoretic Text for a Penultimate Accent in Hebrew Verbal forms’, Revue de Qumrân 8
(Nov. 1960): 501–514. Los nombres propios israelíes preservan igualmente el acento en la
penúltima y los nombres propios generalmente preservan elementos más antiguos de la
lengua.
§17.32 Las formas con sufijos que tienen vocales de unión llevan el acento en la vocal
de unión: wîy-ḥun-nék-kā ‫וִּ יְ ֻחנך‬.

§17.33 Los sufijos ‘graves’ llevan acento, cf. §17.221.


§17.34 La adición del wāw consecutivo (§22.13) puede causar un cambio de acento:
§17.341 En el imperf. con el wāw consecutivo, el acento cae en la penúltima cuando la
última es cerrada y la penúltima abierta: yāqōm ‫יקֹּם‬, pero wayyā́qom ‫( וַ יִֽקם‬Ges. §49d).
§17.342 En formas no pausadas del perf. 2ms (12) y 1cs (14), la adición de wāw cons.
causa el cambio del acento de la penúltima a la última si la penúltima es cerrada: dib-bár-tā
pero we-ḏib-bar-tā́ ‫וְ ִּד ַב ְר ּ֫ת‬. Esta es la única manera en que se puede reconocer un perf.
cons. además de por el contexto.
§17.35 Bajo ciertas condiciones no muy claras, se evita una sucesión de dos sílabas
tónicas (e.d. dos palabras sucesivas que yuxtapondrían sílabas tónicas) moviendo la primera
sílaba tónica hacia adelante, alejándola de la segunda. Esto se llama nāsôḡ ’āḥôr ‘mover
hacia atrás’. Así que *lā-ṯḗṯ lāh > lā́ eṯ lāh ‫לּה‬ ‫( לתת‬Ester 2:9).
§17.4 Nunca se coloca el acento primario en una sílaba anterior a la penúltima. No hay
acento en la antepenúltima en HEB bíblico (en algunos casos, la adición del‫ ָה‬locativo a
una palabra con acento en la penúltima puede parecer que se pone la fuerza tónica en la
antepenúltima, pero es que se ha producido una sílaba ‘cerrada’).
§17.41 Se pueden colocar acentos tónicos secundarios en cualquier sílaba cerrada, o en
cualquier sílaba abierta con vocal larga o breve-alargada o con vocal breve con metheg que
preceda al acento primario, o en cualquier sílaba cerrada o sílaba abierta con vocal larga o
breve alargada que siga al acento primario. Esto se aplica también a palabras ligadas en
constructo o unidas por maqqēp̄.
§§18, 19 Se omiten arbitrariamente.

ILUSTRACIÓN 7. HEBREO DEL SIGLO XII (AC) DE IZBET SARTAH


El fragmento de Izbet Sartah ha sido identificado como ‘Proto-cananeo’, pero seguramente sería
mejor no clasificarlo por ahora, dado que también se ha denominado ‘Proto-cananeo’ a las tablillas
de Ebla. El fragmento procede de un asentamiento israelita pero está escrito de izquierda a derecha.
Está claro que la última línea es el alfabeto, en el que faltan mêm y rêš y con qôp̄ escrito dos veces;
pê y ‘áyin están al revés, como sucede en los versículos acrósticos de Lamentaciones.
(Foto de Moshe Weinberg, cedida por Biblical Archeology Review).
SEGUNDA PARTE. MORFOLOGÍA

§20. Morfología es el estudio de los cambios en las formas de las palabras de una
lengua. Incluye la flexión, la derivación, y la composición de palabras. El término
morfología, sin embargo, se suele usar como el equivalente a flexión que es el cambio en la
forma mediante el cual se expresa la relación de la palabra flexionada con las demás
palabras en la frase, cláusula u oración.
§20.1 Un morfema es la unidad de sentido más pequeña en una lengua. Puede ser una
palabra, como ‘uno’ o ‘más’, puede ser un elemento flexional de la palabra, como habl/o o
habl/an. Para aprender una lengua es importante reconocer todos los morfemas rápida y
correctamente.
§20.11 Un alomorfo es un morfema variable, o la forma alternativa de un morfema de
significación equivalente; e.g. morfema plural en castellano hablado es [s] casas, [es]
colores: [s] y [es] son alomorfos.
§20.12 De un morfema que se puede usar solo, se dice que está en forma libre. Del que
no puede existir solo se dice que está en forma ligada. En este estudio, trataremos
principalmente de las formas ligadas.
§20.2 Un prefijo es una forma ligada que se agrega al comienzo de una forma libre.
Un sufijo es aquella que se añade al final de una forma libre. La forma ligada que se coloca
en medio de una forma libre es un infijo.
§20.21 En este manual vamos a distinguir entre prefijos y preformativos; y entre sufijos
y aformativos sufijados.
§20.211 A los morfemas cuya eliminación deja la palabra intacta, los denominamos
prefijos y sufijos. Así que el artículo definido, la conjunción *wa-, y los morfemas
preposicionales son prefijos. De igual manera, los morfemas pronominales son sufijos
(nótese que la puntuación vocálica se puede alterar cuando se añade o se suprime un
morfema, pero la palabra queda esencialmente igual).
§20.212 A los morfemas cuya eliminación destruye la palabra, los llamamos aformativos
y pueden ser preformativos o aformativos sufijados. Así que los morfemas flexionales del
verbo se llaman aformativos. Por razones obvias, hemos escogido el término ‘infijo’ en vez
del término ‘informativo’, para el elemento que aparece en medio de la palabra.
§20.3 En las lenguas semíticas la mayoría de las palabras muestra una estructura
triconsonántica, a la cual muchos gramáticos denominan la raíz. (Pero cf. Ges. §30c donde
‘raíz’ es usada para denominar la expansión hipotética a partir de dos consonantes). A las
consonantes básicas de la raíz se las denomina radicales (porque pertenecen a la radix o
raíz). Se pueden añadir otras consonantes, ya sea delante, dentro o detrás de la raíz, así que
es necesario poder distinguir las radicales que forman la raíz para hallar el significado
esencial de una palabra.
§20.31 El hebreo, como las demás lenguas semíticas, usa la estructura consonántica
como soporte de la idea básica. Las vocales y los otros elementos morfológicos dan el
sentido específico y marcan la relación con las demás palabras en la oración.
§20.32 Muchos léxicos o diccionarios registran las palabras bajo sus raíces, lo cual no
es una gran ayuda para el principiante (o incluso para estudiantes más avanzados, en el caso
de formas poco usuales). Además, en algunos casos, se trata de raíces hipotéticamente de
tres (3) consonantes, pues estudios comparativos indican que había cierto número de raíces
biconsonánticas (y tal vez incluso uniconsonánticas) en las lenguas semíticas. Las raíces de
cuatro o cinco consonantes parece que son prestadas. Algunas raíces multiconsonánticas se
han formado por reduplicación (e.g. formas qalqal y qetaltal).
§20.4 La clasificación de palabras en las lenguas semíticas es algo subjetivo. En este
manual distinguiremos entre partículas, pronombres, sustantivos, adjetivos y verbos.
§20.41 El término partícula generalmente describe las partes del habla que no se
flexionan, tales como preposiciones, conjunciones, etc. (cf. Ges. §§31, 99). Más
propiamente se trata de morfemas de forma libre (§20.12). Por razones prácticas
incluiremos tanto partículas ligadas, tales como prefijos y sufijos, como formas libres que
se flexionan. El uso de estas y las demás partículas (es decir las formas libres sin flexión) se
discutirá bajo el título ‘Sintaxis’.
§20.42 Los pronombres (§30.312) pueden ser formas libres (independientes) o ligadas
(sufijos). Algunos se flexionan y otros no. Los pronombres independientes flexionados se
tratan en §21.1. Los sufijos pronominales se tratan en §23.1. El uso de los pronombres se
discutirá en la sintaxis.
§20.43 Los sustantivos y los adjetivos suelen ser tratados juntos, por dos razones. 1) Se
flexionan de manera similar. 2) Más importante, los sustantivos se suelen usar en estado
constructo (anexión) como adjetivos, y los adjetivos con frecuencia son usados
sustantivadamente (como sustantivos). El problema se complica aún más por el hecho de
que algunas formas verbales son básicamente sustantivos y adjetivos.
§20.431 La formación de sustantivos será tratada en §24, y la flexión de los sustantivos
en §25. Casi todos los sustantivos y adjetivos se flexionan para indicar género, número y
estado.
§20.432 Los adjetivos, en particular los adjetivos numerales, serán tratados en §26.
§20.433 Los sustantivos y adjetivos verbales se considerarán cuando se estudie el verbo,
§§27–29.
§20.434 En la sintaxis se tratará el uso de los sustantivos, incluyendo los pronombres, los
sustantivos, los adjetivos, y los sustantivos verbales.
§20.44 Los verbos (excluyendo los sustantivos y adjetivos verbales) generalmente se
flexionan para indicar persona, género y número. Además, todas las formas verbales
(incluyendo los sustantivos y adjetivos verbales) se flexionan para indicar una o más de las
siguientes posibilidades: aspecto (‘tiempo’), voz, modo, acción terminada, acción
incompleta, intensidad, causación, reflexión y algunos otros elementos. Estos temas serán
tratados en §§27–29.
§20.441 Los verbos pueden llevar sufijos pronominales. En las formas verbales finitas, el
sufijo suele indicar el objeto directo del verbo; con el participio y el infinitivo constructo, el
sufijo está en relación genitival respecto al verbo. Los sufijos se tratarán en §23; los usos de
los sufijos serán tratados en la sintaxis.
§20.5 Dado que la morfología trata de los elementos de una lengua que indican las
relaciones existentes dentro de un grupo de palabras o una cláusula, con frecuencia se
confunde con la sintaxis. En este manual intentaremos tratar solamente los elementos
morfológicos en la morfología, mientras que el significado de los morfemas será tratado en
la sintaxis.
§21. El morfema en forma libre, sea un pronombre, una preposición o una
conjunción, es uno de los medios usados en el hebreo para indicar la(s) relación(es) entre
palabras en una cláusula.
§21.1 Los pronombres personales independientes que indican persona, género y
número (Ges. §32) son los siguientes:
PGN CÓDIGO HEBREO SIGNIFICADO

3ms (p0) Él
‫הּוא‬

3fs (p1)
‫ִּהיא‬ ‫ ִּהוא‬Ella

2ms (p2)
‫ַאּתה‬ ‫אּתה‬Tú (m)

2fs (p3)
‫ַא ְּת‬ ‫ ַא ְּתי‬Tú (f)

1cs (p4)
‫אנ ִֹּּכי‬ ‫א ֹּנ ִּכי‬Yo


‫ֲאנִּ י‬ ‫”אנִּ י‬

3mp (p5)
‫ֵּהם‬ ‫ ֵּ ַ֣הּמה‬Ellos

3fp (p6)
‫ֵּהן‬ ‫ ֵּ ַ֣הנה‬Ellas

2mp (p7) Vosotros


‫ַאּתם‬
2fp (p8)
‫ַאּתן‬ ‫ ַא ֵּ ַּ֣תנה‬Vosotras


‫” ַא ֵּ ַּ֣תנה‬

1cp (p9)
‫ֲא ַנ ְַ֣חנּו‬ ‫ ֲאנ ְחנּו‬Nosotros


‫נַ ְהנּו‬ ‫”נ ְחנּו‬

§21.2 Los pronombres demostrativos, que se clasifican en ‘cercanos’ o ‘distantes’


(Ges. §34), son flexionados para indicar género y número.
CERCANO DISTANTE

Ms
‫זה‬Este Ms
‫הּוא‬Ese, aquel

Fs
‫זֹּאת‬Esta Fs
‫ ִּהיא‬Esa, aquella

Mp
‫ ֵּ ַ֣אלה‬Estos Mp
‫ֵּהם‬ ‫ ֵּ ַ֣הּמה‬Esos,
aquellos

Fp
‫ ֵּ ַ֣אלה‬Estas Fp
‫ֵּהן‬ ‫ ֵּ ַ֣הנה‬Esas,
aquellas

Los pronombres demostrativos pueden llevar partículas prefijadas.

§21.3 El pronombre relativo (quien, cual, que) suele ser ‫ ֲאׁשר‬. La puntuación nos

sugiere que probablemente era un sustantivo en estado constructo (cf. ARAM ‫ ֲא ַתר‬, ARAB
’aṯar, y note 2 S. 7:7). No es declinable, y se emplea para el m. o f., sing. o plur., personal e
impersonal. En escritos más tardíos, se encuentra ·‫( ׁש‬rara vez ·‫ ַׁש‬seguido de dagesh
reduplicador). Cf. Ges. §37.

§21.4 El pronombre interrogativo tiene una forma personal ‫¿‘ ִּמי‬quién?’ y una forma

impersonal ‫¿‘ ַמה‬qué?’ sin otra indicación de género. Cf. Ges. §37.

§21.41 Nótese las siguientes combinaciones: con una preposición, ‫¿‘ ְל ִּמי‬a quién?’;

unido a un sustantivo, ‫ת־מי‬


ִּ ‫¿‘ ַב‬hija de quién?’; con el signo del objeto directo ‫ת־מי‬
ִּ ‫¿‘ א‬a
quién?’.
§21.42 ‫ ַמה‬suele unir a la palabra siguiente con un maqqef (cf. §§11.45, 13.36).

§21.421 La vocal de ‫ ַמה‬puede variar, siguiendo la puntuación del artículo determinado

(§22.2s.): ‫ה־ל ֲעׂשֹות‬


ַ ‫ ַמ‬, ‫מה־א ֱעׂשה‬, y ‫מה־ע ִּ ַׁ֣שית‬

§21.43 Las construcciones ‫ ֵּאי־זה‬y ‫ ֵּאי־זֹּאת‬se emplean también como interrogativos

impersonales, ‘¿cuál? ¿qué?’: ‫הּוא‬ ‫¿‘ וְ ֵּאי־זה‬y qué es él?’


§21.5 Los pronombres indeterminados son idénticos morfológicamente a los
pronombres interrogativos (§21.4 ss.): personal ‫‘ ִּמי‬quienquiera’; y el impersonal ‫ַמה‬
‘cualquier cosa’. El género no se indica morfológicamente.

§21.6 Se puede mencionar aquí el partitivo ‫ ִּמן‬, aunque en sentido estricto es una
preposición. Probablemente fue en origen un sustantivo en estado constructo con el sentido
de ‘separación’. Cf. Ges. §§119w, 101a.

§21.61 ‫ ִּמן‬se suele encontrar en forma libre tan solo delante del artículo determinado;
en tal caso siempre se une por un maqqef: ‫ארץ‬
ַ֣ ‫ִּמן־ה‬

§21.62 En los demás casos el ‫ ִּמן‬está ligado o prefijado a la palabra que rige, con
asimilación del nûn, dando como resultado un dagesh o alargamiento compensatorio según
las reglas fonéticas (§13.32, 15.14 ss.). Cf. §22.42.
§22. Algunas partículas son morfemas ligados que van prefijados a la palabra que
rigen. V. Ges. §§101–104.
§22.1 La conjunción (copulativa) siempre va prefijada. Originalmente, fue *wa-, pero
se encuentra en varias formas. Cf. Ges. §104d-g.
§22.11 En sílabas cercanas abiertas (§16.3211), la vocal de la conjunción puede a veces
reducirse a šewâ ְ‫ו‬, en contra de las reglas de las vocales breves (§15.12). En otros casos se

alarga a qāmāṣ ‫ו‬. Por lo tanto encontramos ambos, ‫( וְ ֵּאם‬2 S. 20:19) y ‫( ו ֵּאם‬Est. 2:7).

§22.12 En las sílabas distantes abiertas (§16.3212), la vocal de la conjunción suele


reducirse a š ewâ ְ‫ו‬: e.g. ‫ וְ ע ְׂש ִּרים‬we-‘eś-rîm. Sin embargo, hay algunas excepciones
significativas, como son las siguientes:
§22.121 Delante de ‫ב‬, ‫ מ‬o ‫( פ‬llamado ‫ )בּומף‬o ante cualquier consonante con šewâ, la

conjunción se transforma en la vocal larga šûrûq ‫ּו‬: ‫ּוב ְמלאֹות‬


ִּ , ‫ּומאה‬
ֵּ , ‫ּופנִּ ים‬, ‫ּות ֵּכַ֣לת‬
ְ . Cf.
§15.654.

§22.122 Ante yôḏ con šewâ, la conjunción se hace ‫ וִּ י‬wî, ְ‫ וְ י‬weye > ‫ וִּ י‬wî: ‫יהי > *וְ יְ ִּהי‬
ִּ ִּ‫ו‬. Cf.
§15.652.
§22.123 Ante consonante con šewâ compuesto, la conjunción se vocaliza con una vocal
breve del mismo tipo que el šewâ compuesto: ‫ ַו ֲעבדיו‬Cf. §15.652.

§22.13 Por lo general, la conjunción presenta la forma ַ‫( ּו‬con dagesh reduplicador)

cuando tiene sentido conversivo con el verbo en imperfecto (§§27.117, 13.35): ‫וַ יבֹוא‬.
Repase §§15.14, 13.41 para ver las excepciones.
§22.2 El artículo determinado siempre está prefijado y se vocaliza de distintas
maneras. La forma básica es ‫( ַה‬ha- con dagesh): ‫מלְך‬
ַ֣ + ·‫ ַה ַּ֣מלְך > ַה‬. Cf. Ges. §35. Fíjese
bien en las siguientes alternancias vocálicas:

§22.21 Ante ‫א‬, ‫ע‬, o ‫ר‬, se rechaza el dagesh y suele haber alargamiento compensatorio

de pattāḥ a qāmāṣ (cf. §§13.38, 15.14s): ‫ה ְרּגמן‬, ‫ה ַע ִּּמים‬, ‫הר ִּצים‬.

§22.22 El art. det. toma la forma ‫ ה‬sin dagesh, cuando ‫ ה‬está ante (ḥā, no ḥo) y ante ‫ע‬

o ‫ ה‬en sílaba cercana abierta con qāmāṣ: ‫ החלב‬heḥālāḇa ‫ העמל‬he‘āmāl; ‫ההמֹון‬


hehāmôn.

§22.23 La forma del art. det. es ‫ ַה‬cuando viene ante ‫ה‬, ‫ח‬, y a veces ‫( ע‬el dāḡēš se

rechaza sin ninguna compensación, §15.1411): ‫ ַההּוא‬, ‫ ַהח ְכמה‬hahoḵmāh, ‫ ַה ִּעוְ ִּרים‬.

§22.231 Véase TABLA G para un resumen de las secciones anteriores. Es


imprescindible que el estudiante pueda reconocer las distintas formas del artículo
determinado, para evitar confusión con otros elementos prefijados con ‫ה‬.

§22.24 Cuando las preposiciones inseparables -‫ב‬, -‫כ‬, y -‫ ל‬se añaden a una palabra que

lleve art. det., éste ‫ ה‬queda sincopado juntamente con el sewa de la preposición. Sin
embargo persiste la vocal del artículo determinado (y el dagesh si lo hay), cf. 13.521: ‫ַהיֹום‬

+ ‫בח ֵּצר > ְבהח ֵּצר ; ַביֹום > ְב‬.

§22.241 Fíjese en que no se produce síncopa cuando la conjunción está prefijada a una
palabra que lleva el artículo determinado: ‫וְ ה ִּעיר‬.

§22.25 Las palabras ‫ארץ‬


ַ֣ , ‫ ַהר‬, y ‫ ַעם‬siempre toman la forma pausal cuando tienen art.
det. (§15.133).

§22.3 La partícula interrogativa siempre va prefijada. Su puntuación es ḥăṭap̄ -pattāḥ ‫ֲה‬

cuando va ante no guturales (incluida ‫ )ר‬que lleven vocal plena: ‫ ֲהגַ ם‬. Ges. §100k-n. Fíjese
bien en las formas excepcionales:

§22.31 Ante guturales con qāmāṣ o ḥāṭap̄ -qāmāṣ, la partícula interrogativa es ‫ה‬:

‫האמּור‬, ‫הח ַד ְל ִּּתי‬.


§22.32 Ante guturales sin qāmāṣ o ḥăṭap̄ -qāmāṣ y ante consonantes con sewa, la
partícula interrogativa lleva pattāḥ: ‫ ַה ֵּא ֵּלְך‬, ‫ ַה ְברכה‬. A veces el dagesh reduplicador se

coloca en la consonante que sigue a la partícula interrogativa: ‫דרְך‬


ַ֣ ‫ ַה ְב‬.
§22.33 Casi siempre es posible distinguir la partícula interrogativa del art. det. por su
distinta puntuación. El estudiante debe dominar la puntuación del art. det., y después
estudiar las diferencias de la part. interrog.
§22.4 Hay ciertas preposiciones que suelen aparecer como morfemas ligados.

§22.41 Las preposiciones -‫ב‬, -‫כ‬, y -‫ ל‬siempre van prefijadas a la palabra que rigen y
por esta razón son conocidas como preposiciones inseparables. Originalmente se
vocalizaron con a-breve (o posiblemente i breve), la cual se reduce a sewa en sílabas
distantes abiertas (§16.3212), e.g. ‫ ְב ִּמ ְד ַבר־סינַ י‬, y con frecuencia en sílabas cercanas

abiertas (§16.3211), e.g. ‫ ְב ֵּׁשם‬. A veces se produce el alargamiento de la vocal en sílabas

cercanas-abiertas, ‫לכם‬.

§22.411 La puntuación de las preposiciones inseparables varía de acuerdo con §§15.651,


.653.
§22.412 El art. det. se síncopa cuando tiene prefijada una preposición inseparable, cf.
§22.24 y TABLA G.
§22.42 La preposición ‫ ִּמן‬se suele prefijar a la palabra a la que rige a menos que lleve
art. det. cf. §21.61.
§23. Ciertos morfemas ligados se sufijan a las palabras que modifican.
§23.1 Entre estos los más comunes son los sufijos pronominales. Cf. Ges. §§33, 103.
§23.11 Al igual que los pronombres personales independientes (§21.1), los sufijos
pronominales distinguen persona, género y número.
§23.12 El suf. pron. se puede añadir a sustantivos (como genitivo), a verbos (como
acusativo), o a partículas (como objeto indirecto con ‫ל‬, objeto directo con ‫את‬, partitivo

con ‫ ִּמן‬, e instrumental con ‫ב‬, etc.).

§23.121 Las formas del suf. pron. genitivo (añadido a los sustantivos, participios,
infinitivos constructos, y preposiciones) son:
PGN SUFIJO SUFIJO SIGNIFIC
ADO

con sg. con pl.

3ms s0
‫הּו‬- ‫ֹו‬- ‫ָיו‬ ‫ ָו‬De él, su(s)

3fs s1 De ella,
‫ה‬- ‫ָּה‬ ‫ָ ַָ֣יה‬ su(s)

2ms s2 De ti (m.),
‫ָך‬- ‫ָָָך‬ ‫ָ ַָָ֣ך‬ tu(s)

2fs s3
‫ְך‬- ‫ְֵָּך‬ ‫ַָ ַָ֣יִּ ְך‬ ‫ ָָיִּ ְך‬De ti (f.),
tu(s)

1cs s4
‫י‬- ‫ִָּי‬ ‫ַָי‬ ‫ ָָי‬De mí, mi(s)

3mp s5 De ellos,
‫הם‬- ‫ָם‬ ‫ֵָּיהם‬ su(s)

3fp s6 De ellas,
‫הן‬- ‫ָן‬ ‫ֵָּיהן‬ su(s)

2mp s7 De vosotros,
‫כם‬- ‫ְָכם‬ ‫ֵָּיכם‬ vuestro(s),
vuestra(s)
2fp s8 De vosotras,
‫כן‬- ‫ְָכן‬ ‫ֵָּיכן‬ vuestro(s),
vuestra(s)

1cp s9 De nosotros,
‫נּו‬- ‫ֵָּ ַָ֣נּו‬ ‫ֵָּ ַָ֣ינּו‬ nuestro(s),
nuestra(s)

§23.122 Las formas del sufijo pron. acusativo (añadidas a verbos finitos) son:
PGN SUFIJO SIGNIFICA
DO

3ms s0 A él, lo, se


‫הּו‬-

3fs s1
‫ה‬-o ‫ ָּה‬A ella, la, se

2ms s2 A ti, te (m.)


‫ָך‬-

2fs s3 A ti, te (f.)


‫ְך‬-

1cs s4 A mí, me
‫נִּ י‬-

3mp s5
‫הם‬-o ‫ ָם‬A ellos, los, se

3fp s6 A ellas, las, se


‫ָן‬

2mp s7 A vosotros, os
‫כם‬-

2fp s8 A vosotras, os
(sin atestiguar)

1cp s9 A nosotros, a
‫נּו‬- nosotras, nos

§23.1221 Para dar énfasis, o bien por razones estilísticas, se coloca un nûn entre el verbo y
el sufijo (§13.721). Este fenómeno suele denominarse nûn energicum, aun cuando no tenga
ese valor. Normalmente el nûn se asimila a la consonante siguiente, si la hay, pero en los
casos de -hû o -hā el se asimila al nûn (§13.13):
-a + n + nî > -ánnî
‫ַָ ָ֫נִּ י‬ ‫ְּת ַב ֲע ַ ַ֣תנִּ י‬

-e + n + kā > -ékkā
‫ָ ָ֫ך‬ o ‫ָ ָ֫כה‬ ‫וַ י ֱאהבַ֣ך‬

-e + n + hû > -énnû
‫ָ ָ֫נּו‬ ‫יְ ַכ ַ֣סנּו‬

-e + n + hā > -énnā
‫ָ ָ֫נה‬ ‫ְּת ַכלַ֣נה‬

§23.123 La adición de un sufijo pronominal a una partícula con frecuencia produce una
forma inusual de partícula, que el estudiante tendrá que reconocer: ‫ ָך‬+ ‫ ְקט ַל ְתָך > ק ְטלה‬.

§23.1231 Cuando se añade un suf. pron. a la prep. ‫ ִּמן‬, ésta se emplea en una forma
reduplicada (excepto con los sufijos ‘pesados’ s5, s6, s7, s8): *minminhû > mimménnû
‫‘ ִּמ ַּ֣מנּו‬de él’.

§23.1232 Cuando se añade un suf. pron. a la prep. ‫כ‬, ésta se emplea en una forma

alargada -‫ ְכמֹו‬: ‫כ ַ֣מֹוה‬. A veces se usa una forma similar de ‫ ב‬cómo ‘lastre’ en pasajes

poéticos: ‫במֹו־אׁש‬
ֵּ (Is. 43:2).

§23.1233 Cuando un suf. pron. se añade a la marca del objeto directo determinado
(normalmente vocalizado ‫ )את־‬se lo vocaliza ‫’ אֹּת־‬ōṯ, excepto con s7: + s0 ‫אֹּתֹו‬, + s4

‫א ִֹּּתי‬, pero + s7 ‫א ְתכם‬. De vez en cuando para el s5 se encuentra ‫א ְתהם‬, y para s8 ‫א ְתהן‬.
Cf. Ges. §103b.
§23.13 Al añadir un sufijo pronominal, pueden producirse ciertos fenómenos que han
de ser bien entendidos para poder identificar el sufijo y la forma a la que se une.
§23.131 La elisión (§13.52) puede dar lugar a formas que pueden no ser inmediatamente
reconocibles.

§23.1311 El suf. de 3ms (s0) suele transformarse como resultado del síncopa de ‫ ַה‬: -áhû >

-aw > -ô (ya sea ‫ו‬- o ‫ה‬-). Ges. §58d.

§23.1312 Igualmente, -tî + -hû > -tî́hû > -tîyw ‫ ִּּתיו‬-. Ges. §58d.
§23.1313 La forma de 3fs (s1) se transforma a veces por apócope (§13.53) de la a- breve
final de su forma normal -ā́hā (o -éhā): *-āhā > -āh‫ ָּה‬. Ges. §58e.

§23.132 La adición de un sufijo pronominal puede producir cambios en las sílabas y el


acento.

§23.1321 La vocal de unión, cuando la hay, por lo general tomará el acento: ‫נִּ י‬- + ‫> ק ַטל‬

‫ ְקט ַלַ֣נִּ י‬.

§23.1322 Los sufijos ‘pesados’ ‫הם‬-, ‫הן‬-, ‫כם‬-, y ‫כן‬- siempre llevan el acento tanto si van
precedidos por una vocal de unión como si no.

§23.1323 Cuando no hay vocal de unión, el sufijo lleva el acento: ‫ָך‬- + ‫ ְקטלַ֣ך > ק ַטל‬.

§23.1324 Cuando la vocal de unión se ha convertido en sewa, siempre será un sewa ‘cero’
(v. §15.2522), y el kāf siguiente del sufijo será fricativo: ‫ָך‬- + ‫ ְלב ְבָך > ֵּלבב‬.

§23.1325 Tras la adición del suf. pron., la forma con sufijo será vocalizado según las
reglas de las vocales breves. Nótense los ejemplos de las secciones anteriores.
§23.14 Véase TABLA H como un resumen de los sufijos pronominales.

§23.2 En la partícula‫ ָה‬sufijada, se conserva la antigua terminación -a de acusativo.


La partícula tiene valor locativo o de dirección y suele llamársele hê-locativo o hê-
direccional: ‫ׁשמה‬
ַ֣ ‘allí’, ‫‘ ֵּ ַ֣הנה‬aquí’; ‫‘ ִּמ ְד ַ֣ברה‬al desierto’. Ges. §90c–i.
§23.21 Dado que la partícula locativa rara vez lleva acento, se puede distinguir de la
terminación femenina normal -āh‫( ָה‬con acento). Además, no suele haber alteración del

esquema vocálico: ‫‘ צ ַ֣פֹון‬norte’, ‫‘ צ ַ֣פֹונה‬hacia el norte’.

§23.22 En ciertas circunstancias el esquema vocálico es modificado por la adición del


hê locativo. En particular, hay que reseñar los segolados, que son afectados de la siguiente
manera:
§23.221 Con la adición de la partícula vocálica de locativo -ā ya no existe una sílaba
doblemente cerrada y, por lo tanto, no se requiere ya una vocal anaptíctica (repase §15.61).
La forma original se conserva. Fíjese bien en lo siguiente: *’arṣ > ’éreṣ ‫ ארץ‬pero ‫א ְרצה‬
ַ֣ ַ ;
*bayt > báyiṯ ‫ ַבַ֣יִּת‬pero ‫* ; ַבַ֣יְ תה‬qidm > qéḏem ‫ ַ֣קדם‬pero ‫ ַ֣ק ְדמה‬, *nagb > néḡeḇ ‫ ַ֣נִֽגב‬pero

‫ ַ֣נִֽגִּ בה‬.
§23.222 Cuando la segunda radical del segolado es ‫ ה‬o ‫ע‬, suele tomar una vocal-ḥaṭep,
lo cual causa que el acento caiga sobre una sílaba aparentemente antepenúltima (al
contrario de §17.4). Así que ‫א ֱהלה‬
ֹּ ‫ ה‬hā-’ṓ-hě-lāh, ‫ ַה ַי ֲעתה‬hay-yá-‘ǎ-rāh. Para evitar el
acento en la antepenúltima, algunos eruditos consideran ‘semi-abiertas’ estas sílabas
originalmente cerradas; interpretan que tales palabras tienen sólo 3 sílabas.

§23.23 Es posible que el morfema locativo se halle en ‫‘ ַלַ֣יְ לה‬noche’, un sustantivo


tratado siempre como masculino y con el acento en la penúltima. Es posible que la palabra
en principio significase ‘por la noche’, y más tarde fue tomada sólo como ‘noche’; cf. Ges.
§90f, n. 1.
§23.3 La partícula cohortativa, llamada a veces imperfecto/imperativo alargado, es un
morfema sufijado al verbo. Se parece a la partícula de locativo‫ ָה‬en su forma, pero se

diferencia en que puede llevar el acento. Nótese: ‫א ְׁש ְמרה‬, ‫ ְלכַ֣ה‬, pero ‫א ַׁ֣שּובה‬, y ‫ ֵּנ ְַ֣לכה‬.

§23.4 La partícula adverbial sufijada -ām‫ ָם‬, cuando se añade a sustantivos, produce

una forma adverbial: ‫‘ יֹום‬día’, ‫‘ יֹומם‬diario’. Cf. C. H. Gordon, Ugaritic Textbook (1965),
§11.4.
§24. La formación nominal. Los sustantivos se forman de tres maneras: a)
sustantivos originales, que no se derivan de otras palabras, llamados sustantivos
‘primitivos’; b) los formados a partir de verbos, llamados sustantivos ‘deverbales’; y c) los
que están formados a partir de otros sustantivos, llamados sustantivos ‘denominativos’. A
éstos se pueden añadir d) palabras prestadas. Dentro de estos tipos generales, hay otras
clasificaciones morfológicas, según el esquema vocálico interno, el uso de elementos
preformativos o aformativos sufijados, reduplicación de ciertas radicales, etc. Cf. Ges.
§§79–86.
§24.1 Los sustantivos primitivos son formas originales de sustantivos no derivados de
una raíz verbal ni de otro sustantivo. Cf. Ges. §§81, 82. Muchos de estos sustantivos
primitivos son biconsonánticos o incluso algunos monoconsonánticos. Antiguamente, los
gramáticos hebreos aceptaban muy pocos sustantivos de este tipo, y con frecuencia los
intentaban reducir a trirradicales (cf. ‫‘ אב‬padre’, anotado en BDB bajo ‫‘ אבה‬decidir’). Es
muy improbable que el hombre primitivo evolucionase de ideas abstractas a ideas
concretas. Mucho más probable es la teoría de que muchas de las raíces verbales sean
denominativas, procedentes de palabras primitivas concretas.
§24.11 Los sustantivos primitivos que constan de una sola consonante (cv) son muy
escasos; cf. pê ‫‘ ּפה‬boca’, y śê ‫‘ ׂשה‬oveja, cabra’.
§24.12 Un buen número de sustantivos primitivos tiene dos consonantes, con vocal
breve (CvC) o vocal larga (Cv̂C). Cf. los siguientes: dām ‫‘ דם‬sangre’, yāḏ ‫‘ יד‬mano’, >

bēn > ‫‘ ֵּבן‬hijo’, ’ēl ‫‘ ֵּאל‬dios’, koaḥ ‫‘ כ ַֹּח‬fuerza’, ṭôḇ ‫‘ טֹוב‬bueno’, qôl ‫‘ קֹול‬voz’, šîr ‫ִּׁשיר‬

‘canto’, rûaḥ ‫רּוח‬


ַ ‘viento’, lûaḥ ‫לּוח‬
ַ ‘tabla’. Véase PARADIGMA S-1.

§24.121 Algunas palabras biconsonánticas como ‫‘ ַאב‬padre’, ‫‘ ַאח‬hermano’, etc.,

muestran peculiaridades en la morfología (e.g. cstr. ‫ ֲא ִּבי‬, ‫ ֲא ִּחי‬pl. ‫אבֹות‬, ‫ ַא ִּחים‬, AC


’ah̬h̬û). Estos casos tienen que ser aprendidos uno por uno, porque no se atienen a ninguna
regla general. Cf. Ges. §96 para las tablas. Memorice estas palabras desde el principio
cuando las encuentre. Son muy usuales.

§24.122 Los sustantivos femeninos son CvCat o CvCt, cf. *dagat > dāḡāh ‫דגה‬, *bint >

baṯ ‫§( ַבת‬15.33), pl. bānôṯ ‫בנֹות‬.

§24.1221 Las formas femeninas del tipo Cv̂C son regulares, pero no son comunes, cf.
dôḏāh ‫ד ֹּדה‬, y las formas pl. abs. y cstr. de dôr, dôrôṯ ‫ד ֹּרֹות‬. Las formas femeninas del
participio Q (Q51, 53, etc.) de los verbos Cv̂C entran en esta categoría, pero no son
sustantivos primitivos.
§24.13 Hay también algunos sustantivos trirradicales que deben ser considerados como
‘primitivos’, porque representan algo muy básico en el desarrollo de una lengua, e.g. ‫קרן‬

‘cuerno’, ‫ארץ‬
ַ֣ ‘tierra’, ‫ׁשמׁש‬
ַ֣ ‘sol’, ‫‘ י ֵּר ַח‬luna’, ‫‘ ַ֣רגל‬pie’, etc.
§24.2 Los sustantivos deverbales se derivan de raíces verbales. En muchos casos es
difícil determinar si existió primero el sustantivo (en tal caso el verbo es denominativo) o el
verbo. Se pueden distinguir varios tipos de sustantivos según el esquema vocálico interno, o
según la derivación del sustantivo a partir de alguna de las estructuras verbales derivadas.
§24.21 Hay un gran número de sustantivos que están formados con una sola vocal breve
(CvCC): *malk > méleḵ ‫מלך‬
ַ֣ , *sipr > sḗp̄ er ‫ ֵּ ַ֣ספר‬, *qudš > qṓḏese ‫ ַ֣קֹּדׁש‬. Véase
PARADIGMA S-2. Véase §15.61.
§24.211 Si hay una gutural en la raíz (GCC, CGC, CCG), el esquema vocálico pude
cambiarse, particularmente cuando la gutural es la 2a o 3a radical. *na‘r > ná‘ar ‫ ַנ ַַ֣ער‬, *pu‘l

> pṓ‘al ‫ּפ ַעל‬


ֹּ ַ֣ , *zar‘ > zéra‘ ‫זַ֣ ִַֽרע‬, *niṣḥ > nḗṣaḥ ‫ ֵּנ ַַ֣צח‬. Véase PARADIGMA S-2.
§24.212 Si la raíz lleva el signo waw o yôḏ medial (CWC, CYC), suele darse la
monoptongación (§15.72 ss). *mawt > māweṯ, cstr. môṯ ‫מֹות‬, *zayt > záyiṯ, cstr. zêṯ ‫זֵּ ית‬.
§24.213 Si la raíz acaba en yôḏ (CCY), la forma básica CvCY puede transformarse de tal
forma que sea difícil reconocerla. *gady > gedî ‫* ;ּגְ ִּדי‬ḥiṣy > ḥăṣî ‫ ֲח ִּצי‬, *ḥuly > ḥŏlî ‫ח ִּלי‬.
Véase PARADIGMA S-2.
§24.214 Si la segunda radical se repite como tercera (CC2), no aparece ya el esquema
básico. CaC2 *‘amm > ‘am ‫ ַעם‬, ‘ammî ‫ ַע ִּּמי‬CiC2 *‘izz > ‘ēz ‫ ֵּעז‬, ‘izzîm ‫ ִּעזִּ ים‬CuC2 *ḥuqq >

ḥōq ‫חֹּק‬, ḥuqqî ‫ ֻח ִּקי‬.

§24.215 Las formas originales monosilábicas produjeron a menudo formas femeninas


bastante regulares. *malk + at > *malkat > malkāh ‫ ַמ ְלכה‬, *šipḥat > šip̄ ḥāh ‫ ִּׁש ְפזה‬, *ḥurbat

> ḥorbāh ‫ח ְרבה‬. Para ver formas del cstr., suf., y pl., véase PARADIGMA S-3.

§24.216 El plural de los sustantivos CvCC es irregular, puesto que toma la forma del pl.
de los sustantivos. CvCvC en fpa: méleḵ, mpa melāḵîm ‫ ְמל ִּכים‬, mpc malḵê ‫ ; ַמ ְל ֵּכי‬malkāh,

fpa melāḵôṯ ‫ ְמלכֹות‬, fpc malḵôṯ ‫ ַמ ְלכֹות‬.

§24.22 Muchos sustantivos se forman con dos vocales breves (CvCvC). En teoría, es
posible cualquier combinación vocálica: CaCaC, CaCiC, CaCuC, CiCaC, CiCiC, CiCuC,
CuCaC, CuCiC, CuCuC. No todos están atestiguados. Cf. *dabar > dāḇār ‫דבר‬, *zaqin >

zāqēn ‫ז ֵּקן‬, *‘amuq > ‘āmōq ‫עמֹּק‬, *libab > lēḇāḇ ‫ ֵּלבב‬, *bi’ir (¿?) > be’ēr ‫ ְב ֵּאר‬, *bi’uš

(¿?) > *be’ōš > bō’š ‫בֹּאׁש‬, *muluk > melōḵ ‫ ְמֹלְך‬. Véase PARADIGMA S-4.

§24.221 Los sustantivos femeninos de este tipo suelen añadir *at > -āh‫ ָה‬, a la forma
básica (masc.). Se les aplican las reglas normales de las vocales breves. *ṣadaqat > ṣeḏāqāh
‫ ְצדקה‬, *bahimat > behēmāh ‫ ְב ֵּהמה‬. Véase PARADIGMA S-5.
§24.222 No es posible distinguir hoy si había o no, y cuáles eran los sustantivos
originales del esquema CvWvC o CvYvC. Las formas como báyiṯ ‫ ַבַ֣יִּ ת‬, y mā́weṯ ‫מות‬
ַ֣ se
identifican correctamente como del tipo CvCC, tal como su acento indica (§24.212).
§24.223 Son muy comunes los sustantivos de este tipo formados a partir de 3a radical
débil, y generalmente terminan en -êh‫ ָה‬en el msa: *śaday > śāḏêh ‫ׂשדה‬.

§24.224 Los sustantivos construidos con el esquema radical CC2 suelen coincidir con los
del esquema CvC2. Una excepción señalada es: *libab > lēḇāḇ ‫ ֵּלבב‬, que se desarrolla así

*libb > lēḇ ‫( ֵּלב‬suf. libbî ‫) ִּל ִּבי‬.


§24.225 Los sustantivos con dos vocales breves forman sustantivos femeninos de dos
maneras: con la adición de *-at > -āh, o con la adición de -t con anaptixis según del caso. Se
aplican las reglas de las vocales breves.
§24.2251 Con la adición de -at tenemos tales formas como CaCaCat, *ṣadaqat > ṣeḏāqāh
‫ ְצדקה‬, CaCiCat, *bahimat > behēmāh ‫ ְב ֵּהמה‬, etc.
§24.2252 Las formas del fsc evolucionan normalmente: *ṣadaqat > ṣeḏedaṯ > ṣiḏqaṯ
‫( ִּצ ְד ַקת‬Regla 19), *bahimat > behěmaṯ ‫( ב ֱה ַמת‬Regla 10b, Regla 21).
§24.2253 Con la adición de -t, tenemos tales formas como: CaCiCt *ḥabirt > ḥăḇéreṯ
‫’* ; ֲחברת‬amint > ’ěmeṯ ‫( ֱאמת‬Regla 11; es probable que la forma original fuese *’amant
con la aplicación de Regla 20), CiCuCt *niḥušt > neḥṓšeṯ ‫נְ ַ֣חׁשת‬.

§24.2254 Las formas del fsc, como no se pueden reducir más, quedan como las del fsa.
§24.2255 Las formas del fpa y fpc son regulares y siguen las reglas de las vocales breves.
§24.23 En el HEB, muchos sustantivos están formados con una vocal larga y una breve
(Cv̂CvC). A menudo la vocal larga es *â > ô (Regla 2b). CâCaC, *‘âlam > ‘ôlām ‫עֹולם‬,

CâCiC, *’âyib > ’ôyēḇ ‫אֹויֵּב‬, CâCaY, *ḥâzay > ḥôzêh ‫חֹוזה‬, CûCaC, *‘ûgab > ‘ûḡāḇ ‫עּוגב‬.
Véase PARADIGMA S-6.
§24.231 Puede haber ‘irregularidades’ en el esquema vocálico a causa de la introducción
de guturales y otras consonantes ‘débiles’, siguiendo siempre las reglas fonéticas.
§24.232 Los sustantivos femeninos se forman o por la adición de *-at > -āh o por la
adición de -t.

§24.233 El participio Q del verbo CaCaC (CôCēC, ‫קֹוטל‬


ֵּ ) es un ejemplo de esta
construcción. Véase §27.62 ss. En el msc, el ṣêrê no se reduce.
§24.24 Otros sustantivos en HEB se forman con una vocal breve y una larga (CvCv̂C).
Hay que fijarse bien en la distinción entre Cv̂CvC y CvCv̂C, porque el matiz del
significado de las palabras viene dado por el esquema vocálico (y por su esquema
consonántico). CaCâC, *gadâl > gâḏôl ‫ּגדֹול‬, CaCîC, *paqid > pāqîḏ ‫ּפ ִּקיד‬, CaCûC,

*’amûn > ’āmûn ‫אמּון‬, CiCâC, *ḥimâr > ḥămôr ‫ ֲחמֹור‬, CiCîC, *kisîl > kesîl ‫ ְכ ִּסיל‬,

CiCûC, *gibûl > geḇûl ‫ּגְ בּול‬. Véase PARADIGMA S-7.

§24.241 Como las dos vocales i y u se reducen en las sílabas cercanas abiertas bajo
ciertas condiciones (§15.241), es muy probable que las formas CiCv̂C y CuCv̂C hayan
dado resultados coincidentes.
§24.242 Por lo general los sustantivos femeninos están construidos de forma normal con
la adición usual de *-at > -āh. Sin embargo, hay varios casos, cuando la vocal larga es û, en
que la 3a radical es geminada. Tal vez será mejor considerar estas formas según el esquema
CvCv̂C2.
§24.243 La adición del morfema femenino -t causa la reducción de la vocal larga (Regla
2a). Así que gibîr (‫ )ּגְ ִּביר‬+ -t > *gibirt > geḇéreṯ ‫ּגְ בַ֣רת‬.

§24.244 El participio pasivo de Q (Qp50) se forma según el esquema CaCûC: qāṭôl


‫קטֹול‬.
§24.2441 El participio pasivo Q de ‘tipo arameo’ se forma según el esquema CaCîC. En
HEB bíblico se encuentran numerosos adjetivos que se usan como sustantivos, basados en
este esquema: cf. māšîaḥ ‘(el) ungido’, pāqîd ‘(el) encargado’, nāśî’ ‘(el) enaltecido,
príncipe’, nāḡîḏ ‘(el) en frente, jefe’, nāḇî’ ‘(el) llamado por Dios, profeta’.

§24.245 El infinitivo absoluto Q se forma según el esquema CaCôC: qāṭôl ‫קטֹול‬.

§24.25 Hay algunos sustantivos que llevan dos vocales largas, Cv̂Cv̂C, usualmente
CîCôC: qîṭôr ‫ ִּקיטֹור‬, šîḥôr ‫ ִּׁשיחֹור‬, qîmôš ‫ ִּקימֹוׁש‬. Se ha sugerido que estos se hayan
desarrollado como compensación de unos CiC2v̂C. Ges. §84u. Véase PARADIGMA S-8.
§24.26 Hay un buen número de sustantivos que se forman con la radical medial
geminada (CvC2vC). La idea propia de la estructura D se encuentra en palabras de hábito,
ocupación, cualidad, etc. šabbāt ‫ ַׁשבת‬, kikkār ‫ ִּככר‬, qaddēš ‫ ַק ֵּדׁש‬, ‘iwwēr ‫ ִּעּוֵּ ר‬, ṭabbâḥ

‫ ַטבח‬, šikkôr ‫ ִּׁשכֹור‬, ’addîr ‫ ַא ִּדיר‬, ‘ammûḏ ‫ ַעּמּוד‬, šiqqûṣ ‫ ִּׁשקּוץ‬. PARADIGMA S-9.
§24.261 Las formas femeninas construidas según este esquema se desarrollan con -at > -
āh o con -t. *yabbašat > yabbāšāh ‫יַבׁשה‬, *’iwwalt > ’iwwéleṯ ‫ ִּאּולת‬, *kuttunt > kuttṓneṯ

‫ּתנת‬
ֹּ ‫ ֻכ‬.
§24.27 Los sustantivos de 3a radical geminada (qatall o qatlal, con otras
vocalizaciones) suelen indicar las cualidades intrínsecas, colores, etc. *qaṭânn > qāṭôn, pl.
qeṭannîm ‫ ְק ַטנִּ ים‬, *ḥamîšš > ḥāmêš, cstr. ḥămêš, pl. ḥămiššîm ‫ ֲח ִּמ ִּשים‬, *na‘ṣûṣ >

*na‘ăṣûṣ, pl. na‘ăṣûṣîm ‫צּוצים‬


ִּ ‫ ַנ ֲע‬, véase PARADIGMA S-10.
§24.271 Se pueden distinguir muy fácilmente los sustantivos femeninos construidos
según este esquema porque la geminación se mantiene a causa de la terminación -āh:
geḏullāh ‫ּגְ ֻדלה‬, ‘ăniyyāh ‫ ֲענִּ יה‬, pero cf. *ḥamîššat > ḥămiššāh ‫ ֲח ִּמשה‬, cstr. *ḥamîššt >

ḥămếšeṯ ‫ ֲח ֵּמׁשת‬.
§24.28 Los sustantivos formados por reduplicación suelen significar colores y
condiciones. La reduplicación puede afectar a las dos últimas radicales (qeṭalṭal), o en el
caso de una raíz biconsonántica o cóncava, puede afectar a las dos radicales (qalqal, con
otras vocalizaciones). Véase PARADIGMA S-11.

§24.281 Para la forma qeṭalṭal, cf. yeraqraq ‫יְ ַר ְק ַרק‬, peṯaltōl ‫ ְּפ ַת ְלּתֹּל‬.

§24.282 Para la forma qalqal, cf. gilgal ‫ּגִּ ְלּגל‬, kalkēl ‫ ַכ ְל ֵּכל‬, kaḏkōḏ ‫ ַכ ְדכֹּד‬, *qudqud >

qoḏqōḏ ‫ק ְדקֹּד‬.

§24.283 Los sustantivos femeninos construidos sobre este esquema pueden añadir -āh o -
t. *ḥaparparat > *ḥăp̄arpārāh ‫* ֲח ַפ ְרּפרה‬, pl. ḥăp̄ arpārôṯ ‫ ֲח ַפ ְרּפרֹות‬, yeraqraqqāh

‫יְ ַר ְק ַרקה‬, *’ăḏamdamt > ’ăḏamdémeṯ ‫ ֲא ַד ְמדמת‬, *gulgult > gulgṓleṯ ‫ּגֻ ְל ֹּּגלת‬.
§24.284 El infinitivo constructo D (D65) de verbos CC2 y CWC se construye según este
esquema: *sabbēb > sôḇēḇ ‫סֹובב‬
ֵּ , *qawwēm > qômēm ‫קֹומם‬
ֵּ .
§24.3 Muchos sustantivos deverbales se forman con elementos preformativos. El
estudiante comprenderá este método de formación nominal cuando haya estudiado la
morfología verbal. Véase PARADIGMA S-12.
§24.31 Se emplea el preformativo hê para la formación de los infinitivos (sustantivos
verbales) de las estructuras H, N y HtD. Muchas formas del H60 han llegado a ser
adverbios (cf. Ges. §113k): ‫ ; ַה ְׁש ֵּכם‬cf. ‫ ִּהּמ ֵּלט‬, fem. ‫ ֲהנפה‬, ‫ ַהכרה‬.

§24.32 El preformativo yôḏ es corriente en los nombres propios, pero menos en las
formas de los nombres comunes: ‫יְ קּום‬, ‫י ִּריב‬.

§24.33 El preformativo mêm es muy común. Los ptcps. D, H y HtD, lugares,


instrumentos, agentes, acciones, cualidades, etc., son sustantivos de tal tipo. Hay varias
vocalizaciones. Las formas de cstr. y pl. son regulares. Cf. malqôaḥ ‫קֹוח‬
ַ ‫ ַמ ְל‬, maḇdîl
‫ ַמ ְב ִּדיל‬, malbûš ‫ ַמ ְלבּוׁש‬, mistôr ‫ ִּמ ְסּתֹור‬.

§24.34 El preformativo nûn se encuentra en las formas del participio N: ‫נֹולד‬,

‫נִּ ְמ ְצ ִּאים‬.
§24.35 A veces se encuentra el preformativo šîn, tal vez con sentido causativo:
šaCCaCt, *šalhabt > ‫הבת‬
ַ֣ ‫ ַׁש ְל‬. Cf. Ges. §§55i, 85o.
§24.36 El preformativo tāw aparece con frecuencia y en particular con raíces
originalmente *WCC (‘Pe Waw’) y CWC, al parecer con la intención de ‘reforzarlas’. En
algunos casos, por lo menos, sugiere una posible relación con el elemento T-causativo del
cóptico, y puede ser un resto egipcio-semítico. Las vocalizaciones incluyen los siguientes:
*tawšab > tôšāḇ ‫ּתֹוׁשב‬, *tayman > têmān ‫ ֵּּתימן‬, tašbēṣ ‫ׁשבץ‬
ֵּ ‫ ַּת‬, talmîḏ ‫ ַּת ְל ִּמיד‬, taḡmûl
‫ ַּתגְ מּול‬.
§24.361 Las formas femeninas con el preformativo tāw incluyen las siguientes
vocalizaciones: *tawḥalt > tôḥéleṯ ‫ּתֹוחלת‬, *tip’arat > tip̄ ’ārāh ‫ ִּּת ְפארה‬, *tahpûkât >

tahpûḵôṯ ‫ ַּת ְה ֻּפכֹות‬.

§24.37 El preformativo ’ālep̄, común en ARAB y otras lenguas semíticas, a menudo


indica una función adjetival, e.d. ‫‘ ַא ְכזב‬engañoso’, ‫‘ ַא ְכזר‬cruel’, ‫‘ ֵּאיתן‬perenne’. Ges.
§19m.
§24.4 Algunos sustantivos se forman con aformativos sufijados. Véase PARADIGMA
S-13.
§24.41 Según mi opinión, el aformativo lāmeḏ es muy dudoso. Cf. Ges. §85t.
§24.42 Probablemente el aformativo sufijado mêm se relacione con la partícula
adverbial (§23.4): ‫אּולם‬. Cf. Ges. §85t.

§24.43 El aformativo nûn se encuentra a menudo: ‫ּגאֹון‬, ‫המֹון‬, ‫חזֹון‬. Cf. Ges. §85u.
Algunos de los sustantivos clasificados en esta categoría son probablemente de origen
cuatrirradical.

§24.431 En algunos casos la terminación *-ân > ‫ ֹון‬sugiere el grado superlativo: ‫ִּראׁשֹון‬

‘principio’, ‫‘ ַא ֲהרֹון‬último’, ‫‘ א ְליֹון‬altísimo’. Es posible que esto se relacione con el nûn


energicum que se encuentra en ciertos verbos.
§24.44 A algunas raíces que sufren aféresis se les añade -t para formar el sustantivo
verbal o infinitivo (§13.511). Este fenómeno se denomina ‘tāw lastre’ (§13.513).
§24.5 Sustantivos denominativos son aquellos formados a partir de otros sustantivos.
Véase PARADIGMA S-14.
§24.51 Algunos sustantivos se forman con el esquema de ptcp. Q a partir de otros
sustantivos: ‫‘ ׁש ֵֹּּער‬portero’ < ‫ׁש ַער‬
ַ֣ ַ ‘puerta’, ‫‘ ב ֵֹּּקר‬vaquero’ < ‫‘ בקר‬vacada’. Cf. Ges.
§86c.
§24.52 Algunos sustantivos se forman según el esquema CaC2âC a partir de otros
sustantivos: ‫‘ ַקׁשת‬arquero’ < ‫‘ ַ֣קׁשת‬arco’. Cf. Ges. §86d.

§24.53 Algunos sustantivos se forman a partir de otros sustantivos por la adición del
preformativo mêm, que indica lugar: ‫‘ ַמ ְעין‬lugar de manantial’ < ‫‘ ַעַ֣יִּ ן‬manantial’, ‫ַמ ְרּגְ לֹות‬

‘lugar de los pies’ < ‫‘ ַ֣רגל‬pie’. Cf. Ges. §86e.

§24.54 A veces se emplea un aformativo sufijado -ân u -ôn con sentido adjetival (cf.
§24.431) para sustantivos denominativos: ‫‘ ַק ְדמֹון‬oriental’ ‫‘ קדם‬este’, ‫‘ ִּחיצֹון‬exterior,

externo’ ‫‘ חּוץ‬afuera’. Cf. Ges. §86f.

§24.55 Para formar números ordinales, patronímicos, nombres de tribus, etc., se emplea
el aformativo sufijado -î (ḥîrîq mālē’‫) ִָּי‬: ‫יׁשי‬
ִּ ‫‘ ְׁש ִּל‬tercero’ < ‫‘ ׁשלֹוׁש‬tres’; ‫מֹוא ִּבי‬
ֲ
‘moabita’ < ‫‘ מֹואב‬Moab’. Nótese especialmente ‫יְמינִּ י‬
ִּ ‫ בן‬o sencillamente ‫יְמינִּ י‬
ִּ
‘benjamita’ ‫‘ ִּבנְ י ִּמן‬Benjamín’. Cf. Ges. §86h.

§24.551 Nótense las formaciones fem. y pl. de tales sustantivos denominativos:


‫מֹוא ִּבית‬/‫ה‬
ֲ ‫מֹוא ִּבי‬
ֲ ‘moabita’; ‫ ִּע ְב ִּריים‬, ‫‘ ִּע ְב ִּריֹות‬hebreos’.

§24.56 El aformativo šûrûq tâw (‫ּות‬-) se sufija a un sustantivo para formar otro

abstracto: ‫‘ יַ ְלדּות‬juventud’ < ‫‘ י ַ֣לד‬niño’; ‫‘ ַע ְלמנּות‬viudez’ < ‫‘ ַע ְלמנה‬viuda’; ‫ַמ ְלכּות‬

‘realeza, reino’ < ‫מלְך‬


ַ֣ . Cf. Ges. §86k.

§24.561 El sufijo -îṯ (‫ ) ִָּית‬puede relacionarse con la terminación abstracta -ûṯ, cf.

‫‘ ְׁש ֵּא ִּרית‬resto, superviviente’. Cf. Ges. §86l.


§24.57 De vez en cuando se encuentran aformativos múltiples. Nótese lo siguiente:
‫‘ קּום‬levantarse’, ‫קֹומ ִּמי‬
ְ ‘erecto’, ‫קֹומ ִּמיּות‬
ְ ‘la cabeza alta’; ‫‘ כזר‬ser cruel’, ‫ַא ְכזר‬
‘cruel’, ‫‘ ַא ְכז ִּרי‬duro’, ‫‘ ַא ְכזְ ִּריּות‬crueldad’. Cf. Ges. §86k.

§24.6 Hay varios sustantivos de formación particular que no pueden ser incluidos en
ninguna regla. Tienen que ser aprendidos cuando surjan. Véase PARADIGMA S-15.
§24.7 Las palabras prestadas, o de derivación extranjera, también tienen que ser
aprendidas cuando surjan.
§25. La flexión del sustantivo. La flexión es la alteración de la forma para indicar
cómo se relaciona la palabra flexionada con otras palabras en una oración, cláusula o frase.
En HEB, la flexión incluye los cambios de forma que indican caso, género, número y a
menudo comparación. Cf. Ges. §§87–96.
§25.1 Género. En HEB sólo se distingue el género masculino y femenino. No suele
haber género neutro (en algunas palabras pueden distinguirse formas personales e
impersonales, cf. §21.4). Originalmente, los morfemas masculinos y femeninos no
indicaban sexo; esto podemos verlo en sustantivos primitivos como ‫‘ אבֹות‬padres’, que

lleva un morfema fp, y ‫‘ נ ִּׁשים‬mujeres’, que lleva un morfema mp. No es correcto llamar a
las formas impersonales ‘neutras’, porque la palabra neutro implica en sí una tercera cosa,
que no es ni la primera ni la segunda.
§25.11 La forma masculino singular es la forma básica de la palabra, sin ningún
cambio morfológico en estado absoluto (§25.4). A veces se le llama ‘el morfema cero’ (Ø).
dāḇār ‫‘ דבר‬una palabra, cosa’; dôḏ ‫‘ דֹוד‬tío’.

§25.12 El masculino plural se forma con el añadido de -îm‫ ִָּים‬a la palabra básica, cf.
§25.231.

§25.13 La forma femenina singular suele añadir *at > -āh‫ ָה‬a la palabra básica.
Puede haber alteración vocálica a causa del cambio del acento. *dôḏ + aṯ > *dôdat > dôḏāh
‫* ;דֹודה‬malk + -at > *malkat > malkāh ‫ ַמ ְלכה‬.

§25.131 Con menos frecuencia se añade -t ‫ת‬- a la palabra básica para formar el
femenino singular. Si resulta una sílaba doblemente cerrada, se recurre a la anaptixis
(§15.61). šēnî + t > šēnît ‫ ; ֵּׁשנִּ ית‬maggēd + t > *maggēdt > maggéḏeṯ ‫ ַמּגִֽדת‬.

§25.14 En el lugar de la terminación femenina singular, la forma femenina plural suele


añadir -ât > -ôṯ ‫ ֹות‬-a la palabra básica: beṯûlāh, beṯûlôṯ ‫‘ ְבתּולֹות‬vírgenes’.

§25.15 Hay ciertos sustantivos irregulares que no siguen los esquemas anteriores.
Tienen que ser aprendidos cuando surjan.
§25.2 Número. Originalmente se indicaban tres números, singular (uno), dual (dos) y
plural (tres o más).
§25.21 El singular ya ha sido tratado, §25.11, .12.
§25.22 La forma dual sólo perdura en ciertos sustantivos que se refieren a las partes
dobles del cuerpo (‫ינִֽיִּם‬
ַ֣ ַ ‫‘ ֵּע‬ojos’, ‫‘ אזְ ַ ַ֣נִֽיִּ ם‬orejas’, ‫‘ ַר ְצ ַלַ֣יִּם‬pies’, etc.) y a algunos
sustantivos más.
§25.221 La terminación dual es‫ ַָיִּ ם‬-áyim en estado absoluto. Esta terminación se
añade directamente a la forma básica de los sustantivos masculinos y a *-at o *-t originales
en los sustantivos femeninos (cf. §25.13s): (m.) ‫‘ יֹום‬día’, ‫יֹומיִּם‬
ַ֣ ַ ‘dos días’; ‫‘ ַ֣רגל‬pie’,
‫‘ ַרגְ ַלַ֣יִּ ם‬dos pies’; (f.) ‫‘ ׂשפה‬labio’, ‫‘ ְׂשפ ַ ַ֣תיִּם‬labios’; ‫‘ נְ ַ֣חֹּׁשת‬cobre, bronce’, ‫נְ ֻח ְׁש ַ ַּ֣תיִּ ם‬
‘cadenas de bronce’.
§25.23 El plural se forma con el añadido de los morfemas pl. a la palabra básica, como
sigue:

§25.231 El masculino plural se forma con la adición de -îm‫ ִָּים‬a la palabra básica.

Puede darse alteración vocálica. *dabar + -îm > deḇārîm ‫* ; ְדב ִּרים‬malk + -îm > melāḵîm

‫* ; ְמל ִּכים‬šamônay + -îm > šemônîm ‫ ְׁשמֹונִּ ים‬.

§25.232 El femenino plural se forma con la adición de -ôt ‫ֹות‬- a la palabra básica (¡no a

la forma f. singular!). *dôḏ + -āh > dôḏāh ‫( דֹודה‬sing.), pero note dôḏ + -ôt > dôḏôṯ ‫דֹודֹות‬
(plur.).
§25.3 El caso. A partir del estudio comparativo y de algunos morfemas residuales,
podemos asumir que el HEB originalmente distinguía entre tres casos morfológicos: el
nominativo en -u (sujeto de la oración), el genitivo en -i (objeto preposicional y la segunda
palabra [nomen rectum] en constructo [anexión, §25.42]), y el acusativo en -a (obj. de
verbos transitivos y ciertos usos adverbiales). Con la excepción de algunos ejemplos
residuales, las terminaciones de caso se han perdido en HEB bíblico. Cf. Ges. §90.
§25.31 Rara vez se encuentra el caso nominativo en el HEB bíblico. Es posible que
quede en ‫ֵּאל‬ ‫( ְּפנּו‬en contraste con ‫) ְּפנִּ י ֵּאל‬, y en algunas formas raras, que se encuentran
principalmente en pasajes poéticos.
§25.32 El genitivo -i (en algunos casos -a, cf. el genitivo diptoto -a en ARAB) está
presente probablemente en ciertas palabras con sufijos (véase la polémica en Ges. §90l-n),
y sobrevive como ‘shewa cero’ (§15.2522) ante los sufijos (nótese el kaf fricatizado de las
terminaciones -ḵa‫ ְָָך‬y -ḵem‫) ְָכם‬.

§25.33 De los estudios comparativos de las lenguas, podemos asumir que el HEB en
algún tiempo tenía el caso acusativo, con terminación -a, pero es discutible si aún queda
evidencia de ello.

§25.331 Es probable que la partícula locativa -āh‫ ָה‬sea un resto del caso acusativo, cf.
§23.2, Ges. §90c–i.
§25.4 El estado es un concepto ajeno a nuestro sistema lingüístico, y por lo tanto, es
difícil explicarlo en términos adecuados. Se entenderá mejor si lo tratamos cuando aparezca
(véase el tratamiento que hay en la Sintaxis). Por lo general encontramos en las lenguas
semíticas los siguientes: el estado absoluto, el estado constructo, el estado enfático, y el
estado indeterminado. Normalmente sólo los dos primeros se encuentran en HEB. a) El
estado absoluto (abs. a veces status absolutus, st. abs.) describe a un sustantivo que no está
unido a la siguiente palabra por anexión. b) El estado constructo (cstr., status constructus,
st. cstr.) describe un sustantivo que está unido a la siguiente palabra por anexión.
§25.41 En estado absoluto, la palabra lleva acento tónico, así que las vocales que se
encuentran son las normales de esa palabra. Una palabra en estado absoluto puede llevar
artículo determinado.
§25.411 Un sustantivo con un sufijo pronominal también lleva acento tónico, pero no
está en estado absoluto (cf. §25.5 ss).
§25.42 En estado constructo, un sustantivo no lleva acento tónico, así que las vocales
pueden sufrir alteraciones cualitativas, y pueden producirse otros cambios.
§25.421 El masculino singular constructo (msc) tendrá vocales reducidas siempre que la
aplicación de las reglas lo exija: abs. dāḇār ‫דבר‬, cstr. deḇar ’ester ‫א ְס ֵּּתר‬ ‫ ְד ַבר‬.
§25.4211 Los segolados no tienen reducción vocálica: abs. méleḵ, cstr. méleḵ yehûḏāh
‫מלְך יהּודה‬.

§25.4212 El ṣêrê en algunas palabras no se reduce: lēḇ, cstr. lēḇ hamméleḵ ‫ַהּמלְך‬ ‫; ֵּלב‬
todos los tipos CôCēC de los Q52.

§25.4213 Los sustantivos que terminan en -êh‫ ָה‬llevan -ēh‫ ֵָּה‬en el cstr.: abs. mištêh

‫ ִּמ ְׁשּתה‬, cstr. mištēh nāšîm ‫ ִּמ ְׁש ֵּּתה נ ִּׁשים‬.


§25.422 El constructo femenino singular (fcs) conserva la terminación original de -at. La
reducción vocálica se produce donde corresponda: abs. ḥēmāh, cstr. ḥămaṯ hamméleḵ
‫ ; ֲח ַמת ַהּמלְך‬abs. ṭôbah, cstr. ṭôḇaṯ mar’êh ‫טֹובת ַמ ְראה‬
ַ .
§25.4221 Los fsc formados con -t sufrirán reducción vocálica cuando corresponda
(§25.131).
§25.423 La terminación dual cstr. fue originalmente un diptongo *ay, que se ha
monoptonguizado en ê (§15.732), escrito ṣêrê yôḏ‫( ֵָּי‬m.) ‫ ַרגְ ֵּלי‬, (f.) ‫ׁש ְֹּפ ֵּתי‬. Nótese la
semejanza con el morfema mpc (§25.424).

§25.424 El masculino plural constructo (mpc) se forma con la adición *-ay > -êy‫ֵָּי‬
(§15.732) a la palabra básica. Según las reglas podrá haber reducción vocálica: *malk + -ay
> *malkay > malḵê qéḏem ‫קדם‬ ‫‘ ַמ ְל ֵּכי‬reyes del oriente = reyes orientales’; *rô’êh + -ay >
*rô’ay > rô’êy penêy hamméleḵ ‫ַהּמלְך‬ ‫ר ֵֹּּאי ְּפנֵּ י‬.

§25.425 El femenino plural constructo (fpc) se forma con la adición de *-ât > -ôṯ ‫ֹות‬- a
la palabra básica. Habrá reducción vocálica cuando corresponda. Donde esto no sucede, las
formas fpa y fpc quedan idénticas: abs. šānôṯ ‫ׁשנֹות‬, cstr. šenôṯ ‫ ; ְׁשנֹות‬abs. ṭôḇôṯ ‫טֹובֹות‬,

cstr. ṭôḇôṯ ‫טֹובֹות‬.

§25.43 A causa de la pérdida del acento tónico, las palabras en cstr. sufren cambio
morfológico.
§25.431 Las formas en masculino singular toman vocales reducidas donde sea posible:
de-ḇar ham-meléḵ demuestra la reducción vocálica en la palabra dā-ḇār, abs. ‫דבר‬, cstr.

‫ ְד ַבר‬.
§25.432 Las formas en el femenino singular conservan la terminación original -at
(§25.13): malkaṯ šéḇā’ ‘la reina de Sabá’, abs. ‫ ַמ ְלכה‬, cstr. ‫ ַמ ְל ַכת‬.

§25.433 Las formas masculino plural constructo (mpc) añaden *-ay a la palabra básica,
que se suele dar como diptongo según §15.732: *malk + ay > *malkay > malḵê ‫קדם‬ ‫ַמ ְל ֵּכי‬
‘reyes del oriente’ = ‘reyes orientales’.

§25.434 Las formas femenino plural constructo (fpc) agregan *-ât > -ôṯ ‫ֹות‬- a la palabra
básica (cf. fpa, §25.14); sin embargo, dado que una palabra en constructo no lleva acento
tónico, las vocales se reducirán según las reglas de las vocales breves (§§ 15 ss), cf. fpa
šānôṯ, fpc šenôṯ.
§25.5 Un sustantivo puede ser flexionado por la adición de un sufijo pronominal.
Gramaticalmente, esto equivale a un sustantivo en estado constructo, pero como la palabra
añadida (el sufijo) lleva el acento tónico, es necesario tratar las formas de los sufijos aparte.
El sufijo pronominal o la vocal de unión llevará el acento tónico, y así habrá alteración en
casi todas las formas.
§25.51 Las formas del masculino singular con sufijo (mss) sufren un cambio en la
acentuación que produce una alteración vocálica: dāḇār + -ô > deḇārô ‫ ְדברֹו‬.

§25.511 Los sustantivos del tipo CvCC usualmente vuelven a la forma básica: *malk,
abs. méleḵ, suf. malkḗnû ‫* ַמ ְל ֵּכנּו‬sipr, abs. sép̄ er, suf. sip̄ rî ‫* ִּס ְפרי‬qudš, abs. qōḏeš, suf.

qoḏšeḵem ‫ק ְד ְׁשכם‬.
§25.512 Los sustantivos del tipo CCY pierden la radical final y añaden el sufijo: *sáday
> abs. śāḏêh ‫ׂשדה‬, suf. śāḏeḵā ‫* ;ׂש ְדָך‬rô’ay > abs. rô’êh ‫ר ֹּאה‬, suf. rô’î ‫ר ִֹּּאי‬.

§25.513 Los sustantivos del tipo CvCY que evolucionan a -êh‫ ָה‬final recuperan la

forma consonántica trirradical al tomar suf. pron.: *piry > abs. perî, suf. piryô ‫* ; ִּּפ ְריֹו‬yupy

> yep̄î, suf. yop̄yāh ‫י ְפיּה‬.

§25.52 Las formas del femenino singular con sufijo (fss) recuperan la forma original
con -at y agregan el sufijo: *malkat, abs. malkāh, suf. malkāṯî ‫ ַמ ְלכ ִּתי‬, ‫; ַמ ְל ַכ ְתכם‬

*ṣadaqat, abs. ṣeḏāqāh, suf. ṣiḏqāṯî ‫צדק ִּתי‬


ְ ; *gibirt, abs. geḇéreṯ, suf. geḇirtî ‫ּגְ ִּב ְר ִּּתי‬.

§25.53 Las formas del masculino plural con sufijo (mps) añaden -ay > -êy‫ ֵָּי‬a la
palabra básica. Ésta se convierte en vocal de unión con la excepción de s0 y s4 (3ms y 1cs),
y se lleva el acento excepto con los sufijos ‘pesados’ (s5, s6, s7, s8): *malk + -ay > malkê +
s9 > malkếnû ‫* ; ַמ ְל ֵּכינּו‬dabar + -ay > diḇrê + s2 > deḇārếyḵā ‫ ְדב ֵּריָך‬.

§25.531 Las palabras de raíces CCY pierden la última radical antes de añadir -ay: *ḥôzay
+ -ay > ḥôzêy + s2 > ḥôzếyḵā ‫חֹּזֵּ יָך‬.

§25.532 Con el s0 (3ms) y el s4 (1cs), se desarrolla un esquema distinto con alteración


vocálica: dāḇār + -ay > diḇrê + s4 > deḇārî ‫‘ ; ְדב ִּרי‬éḇeḏ + -ay > ‘aḇḏê + s0 > ‘ăḇāḏāyw

‫ ֲעבדיו‬.
§25.533 Los sufijos ‘pesados’ siempre llevan el acento tónico, el cual produce una
reducción vocálica: dāḇār + -ay + kem (s7) > diḇrêyḵém ‫ ; ִּד ְב ֵּריכם‬ḥāḵām + -ay + -kem >

ḥaḵmêyḵém ‫ ַח ְכ ֵּמיכם‬.

§25.54 Las formas del femenino plural con sufijo (fps) agregan -ay > -ê a la forma
plural, dando como resultado una forma que parece tener los dos morfemas, femenino y
masculino plural. Suele producirse alteración vocálica: šeḏāqôṯ + -ay + s4 > šiḏqôṯay
‫צדק ַֹּתי‬
ְ ; na‘ărôṯ + -ay + s1 > na‘ărôṯếhā ‫ ַנ ֲערֹותיה‬.
§25.6 Hay ciertos sustantivos de alta frecuencia que construyen sus formas cstr. y pl.
irregularmente. Estos casos tienen que ser aprendidos por observación. Véase
PARADIGMA S-15, Ges. §96.
§26. Los adjetivos. Aquí veremos sólo la morfología de los adjetivos; en §36
trataremos la sintaxis de los adjetivos.
§26.1 Casi todos los ‘adjetivos’ en HEB bíblico son sustantivos o verbos de estado.
Para servir como adjetivos, los sustantivos pueden estar en anexión (‘un lugar de santidad’
= ‘un lugar santo’); los calificativos se flexionan para concordar con su sustantivo.
§26.11 La flexión de adjetivos o palabras empleadas como adjetivos es totalmente
regular. Las formas singular, plural, masculino y femenino se construyen normalmente
según el esquema consonántico y vocálico de la palabra en cuestión. No hay formas
plurales irregulares.
§26.2 Los numerales fueron sustantivos en su origen, y suelen estar en anexión con
sus sustantivos. Se emplean los números cardinales para contar o para indicar cantidad. Cf.
Ges. §97. Como los numerales son más irregulares que otras palabras de uso adjetival, nos
detendremos en ellos más detalladamente.
§26.21 La palabra que se usa para ‘1’ toma las siguientes formas:
msa ’eḥāḏ msc ’aḥaḏ
‫אחד‬ ‫ַא ַחד‬

fsa ’aḥaṯ fsc ’aḥaṯ


‫ַא ַחת‬ ‫ַא ַחת‬

§26.211 La forma original, según esta vocalización, debería haber sido *’aḥḥadu, pero el
ARAB *’aḥadu no lo apoya.

§26.212 Fem. *’aḥadtu > *’aḥatt > ’aḥaṯ ‫ ַא ַחת‬.

§26.213 El plural ‫ ֲאח ִּדים‬significa ‘algunos’.

§26.22 La palabra que se usa para ‘2’ tiene terminación dual: m.d.a. šnáyim ‫ ְׁש ַנִֽיִּם‬,

m.d.c. šnê ‫ ְׁשנֵּ י‬, f.d.a. štáyim ‫ ְׁש ַּתיִּם‬, f.d.c. štê ‫ ְׁש ֵּּתי‬.

§26.221 Las palabras usadas para ‘2’ comienzan con una doble consonante (§16.12,
§16.351), pero no hay certeza sobre si esto era así originalmente en PS; por otro lado, el
ARAB iθnân (sin ḥamzā) sugiere que sí lo fuera pero el ARAB θintân sugiere justamente
lo contrario.
§26.23 Los números ‘3’ al ‘9’ se declinan de la siguiente manera. ¡Nótese que las
formas con terminaciones femeninas se emplean con los sustantivos masculinos!
CON MASCULINO CON FEMENINO

ABS. CSTR. ABS. CSTR.

‘3’
‫ ְׁשֹלשה‬š lôšā ‫ ְׁשלׁשת‬š lôšeṯ ‫ׁשלׁש‬šālôš ‫ ְׁשלׁש‬s lôš
e h e e
‘4’
‫’ ַא ְר ְבעה‬arbā‘ā ‫’ ַא ְר ַב ַעת‬arbá’aṯ ‫’ ַא ְר ַבע‬arba‘ ‫’ ַא ְר ַבע‬arba‘
h

‘5’
‫ ֲח ִּמשה‬ḥămiššā
h ‫ ֲח ֵּמׁשת‬ḥămḗšeṯ ‫ח ֵּמׁש‬ḥămēš ‫ ֲח ֵּמׁש‬ḥāmēš

‘6’
‫ ִּׁששה‬šiššā ‫ ֵּׁשׁשת‬šḗšeṯ ‫ ֵּׁשׁש‬šēš ‫ ֵּׁשׁש‬šēš
h

‘7’
‫ ִּׁש ְבעה‬šiḇ‘ā ‫ ִּׁש ְב ַעת‬šiḇ‘aṯ ‫ׁש ַבע‬šéḇa‘ ‫ׁש ַבע‬šéḇa‘
h

‘8’
‫ ְׁשמֹּנה‬š mônā ֹּ ‫ ְׁש‬š mônaṯ ‫ ְׁשמֹּנה‬š mônê ‫ ְׁשמֹּנה‬š mônê
e h e e h e h
‫מנַ ת‬

‘9’
‫ ִּּת ְׁשעה‬tiš‘ā ‫ ִּּת ְׁש ַעת‬tiš‘aṯ
h
‫ ֵּּת ַׁשע‬tḗša‘ ‫ ֵּּת ַׁשע‬tḗša‘

§26.231 La palabra šālôš proviene de *θalâθ (§12.65).


§26.2311 La forma femenina se desarrolló a partir de *šālašt > šālôšeṯ, según las Reglas
2a, 6b. La forma con sufijo es šeloš tām ‫( ְׁשל ְׁשּתם‬note el qāmāṣ ḥāṭûp̄ ). Con maqqēp̄

encontramos las dos formas ‫ ְׁשלׁש־‬y ‫ ְׁשלׁש־‬.

§26.232 ’arba‘ puede haber sido una palabra de cuatro consonantes, como lo indica la
comparación (ARAB ‘arba‘u lleva hamza). El ordinal, sin embargo, sugiere un original
*rba‘ al cual se habría añadido un ’ālep̄ prostético.
§26.233 ḥămēš se desarrolló a partir de *h̬amis̀, aunque el ARAB h̬amsu sugiere *h̬ams̀
(§12.62, §12.65).
§26.3331 El femenino ḥămiššāh puede haberse desarrollado por analogía con šiššāh.
§26.234 šiššāh se desarrolló a partir de *θds̀ (cf. ASA), *θads̀ā > *šadšā (§12.65) > šiššā
(§13.113, Regla 18).
§26.235 šéḇa‘ se desarrolló a partir de *s̀ab‘ (ARAB sab‘u, §12.65), con anaptixis
(§15.61).

§26.2351 La forma šeḇa‘ se encuentra en ‫ע ְׂש ֵּרה‬ ‫‘ ְׁש ַבע‬17’ y ‫‘ ְׁש ַבע ֵּמאֹות‬700’.
§26.236 šemônêh se desarrolló de *θamânay (ARAB θamâni, θamâniyä, §12.65, §14.11).
§26.237 tḗša‘ se desarrolló a partir de *tis̀‘ (ARAB tis‘u, §12.65), con anaptixis (§15.61).

§26.2371 La forma teša‘ se encuentra en ‫ע ְׂש ֵּרה‬ ‫‘ ְּת ַׁשע‬19’ y ‫‘ ְּת ַׁשע ֵּמאֹות‬900’.
§26.24 Las palabras usadas para ‘10’ son:
‘10’
‫‘ ֲעׂשרה‬ăśārāh ‫‘ ֲעׂשרת‬ăśéreṯ ‫‘ עׂשר‬éśer ‫‘ עׂשר‬éśer

§26.241 La forma masculina se desarrolló a partir del CaCC, ARAB ‘ašru, mientras que
la forma femenina se desarrolló a partir de CaCaCat, ARAB ‘ašarä.

§26.2411 La forma masculina, CaCaC ‫ עׂשר‬se encuentra en los números compuestos 11–
19.

§26.242 Existe una forma femenina plural ‫ ֲעׂשרֹות‬cuyo significado es ‘decenas’.

§26.25 Los números ‘11’ al ‘19’ están compuestos por las formas de las unidades
(§26.23) y de formas especiales de la palabra ‘10’. Nótese que aunque siempre se emplea la
forma femenina de la unidad con un sustantivo masculino, sucede lo contrario con la
palabra ‘10’.
CON SUS. MASCULINO CON SUS. FEMENINO

‘11’
‫’ ַא ַחד עׂשר‬aḥaḏ ‘āśār ‫’ ַא ַחת ע ְׂש ֵּרה‬aḥaṯ ‘eśrē
h

‫‘ ַע ְׁשּתה עׂשר‬aštê ‘āśār


‫‘ ַע ְׁשּתה‬aštê ‘eśrēh
ó h h

‫ע ְׂש ֵּרה‬

‘12’
‫ ְׁשנֵּ ים עׂשר‬šnê m ‘āśār ‫ ְׁש ֵּּתים‬štê m ‘eśrē
y y h

‫ע ְׂש ֵּרה‬

‘13’
‫ ְׁשֹלשה עׂשר‬š lôšā ‘āśār
‫ ְׁשלׁש ע ְׂש ֵּרה‬s lêš ‘eśrē
e h e h

‘14’
‫’ ַא ְרבעה‬arbā‘ā ‘āśār
‫’ ַא ְר ַבע‬arba‘ ‘eśrē
h h

‫עׂשר‬ ‫ע ְׂש ֵּרה‬

‘15’
‫ ֲח ִּמשה עׂשר‬ḥămiššā ‘āśār
‫ ֲח ֵּמׁש ע ְׂש ֵּרה‬ḥămēš ‘eśrē
h h

‘16’
‫ ִּׁששה עׂשר‬šiššā ‘āśār
‫ ֵּׁשׁש ע ְׂש ֵּרה‬šēš ‘eśrē
h h

‘17’
‫ ִּׁש ְבעה עׂשר‬šiḇ‘ā ‘āśār
‫ ְׁש ַבע ע ְׂש ֵּרה‬š ḇa‘ ‘eśrē
h e h
‘18’
‫ ְׁשמֹּנה עׂשר‬š mônā ‘āśār
‫ ְׁשמֹּנה‬š mônê ‘eśrēh
e h e h

‫ע ְׂש ֵּרה‬

‘19’
‫ ִּּת ְׁשעה עׂשר‬tiš‘ā ‘āśār
‫ ְּת ַׁשע ע ְׂש ֵּרה‬t ša‘ ‘eśrē
h e h

§26.251 La forma ‘aštêy como alternativa para el ‘11’ está emparentada con el AC ištēn.
Parece estar en cstr., como todas las unidades en las formas de ‘11’–‘19’ con femenino.
§26.252 También se encuentran las formas šnêy ‘āśār y štêy ‘eśrēh para ‘12’.
§26.253 Véase §§26.2351, .2371 para los números ‘17’ y ‘19’.
§26.26 Las palabras para los números ‘20’ a ‘90’ (por decenas) son todas ellas plurales:
‘20’ ‘eśrîm
‫ע ְׂש ִּרים‬

‘30’
ִּ ‫ ְׁש‬š lôšîm
e
‫לֹוׁשים‬

‘40’
‫’ ַא ְרב ִּעים‬arbā‘îm

‘50’
‫ ֲח ִּמ ִּשים‬ḥămiššîm

‘60’
‫ ִּׁש ִּשים‬šiššîm

‘70’
‫ ִּׁש ְב ִּעים‬šiḇ‘îm

‘80’
‫ ְׁשמֹּנִּ ים‬š mônîm
e

‘90’
‫ ִּּת ְׁש ִּעים‬tiš‘îm

§26.261 El número ‘20’ es el plural de ‘10’. No se flexiona.


§26.2611 Puede que se desarrollara a partir del dual de ‘10’, *‘eśráyim, cf. Joüon §100i.
§26.2612 En ‘20’. ‘70’, y ‘90’ esperaríamos el plural normal de los segolados: *‘ěśārîm,
etc. Ges. §97f, n. 2 plantea la pregunta que si estas formas son restos de antiguas formas
plurales de segolados.
§26.262 Los números compuestos se forman de varias maneras. Fíjese en lo siguiente:
‘23’
ְ ‫‘ע ְׂש ִּרים‬eśrîm ûš lôšā
20 + 3 e h
‫ּוׁשֹלשה‬

‘32’
ְ ‫ ְׁש ַנִֽיִּם‬šnáúyim ûš lôšîm
2 + 30 e
‫ֹלשים‬
ִּ ‫ּוׁש‬

‘127’
‫ׁש ַבע וְ ע ְׂש ִּרים‬šéḇa‘ w ‘eśrîm
7 + 20 + 100 e

ûmē’āh
‫ּומאה‬
ֵּ

‘675’ 600 + 5 + 70
‫ ֵּׁשׁש ֵּמאֹות ח ֵּמׁש‬šēš mē’ôṯ ḥāmēš
w šiḇ‘îm
e

‫וְ ִּׁש ְב ִּעים‬

‘1.254’ 1.000 + 200 + 50 + 4


ַ ‫‘אלף מ‬élep̄
‫אתיִּם‬ mā’ṯáyim
ḥāmiššîm we’arbā‘āh
‫ֲח ִּמ ִּשים וְ ַא ְרבעה‬

§26.2621 Según S. Herner, Syntax der Zahlwörter im AT (1893), 71ss., el número menor
suele preceder al mayor con más frecuencia en Ezequiel y en el Código Sacerdotal, y el
mayor precede al menor en los demás libros.
§26.27 Las formas de las centenas son las siguientes:

§26.271 La palabra ‘100’ se flexiona: mē’āh ‫ ֵּמאה‬, cstr. me’aṯ ‫ ְמ ַאת‬, pl. mē’ôṯ ‫ ֵּמאֹות‬.

§26.2711 La forma ‫ מאיות‬se encuentra en 2 R. 11:4, 9, 10, 15 Kt; suele ser leída ‫ְמאיֹות‬
‘centenares’.

§26.272 La forma dual ‫אתיִּ ם‬


ַ ‫*( מ‬me’āṯáyim) significa ‘200’.
§26.273 Las palabras del ‘300’ al ‘900’ están compuestas por las unidades (en cstr.) y
mē’ôṯ: šelôs mē’ôṯ ‫ֵּמאֹות‬ ‫‘ ְׁשלׁש‬tres de centenares’.
§26.2731 Para ‘700’ y ‘900’, cf. §§26.2351, .2371.

§26.2732 Fíjese en la puntuación de ‘800’: ‫ֵּמאֹות‬ ‫ ְׁשמֹּנה‬.


§26.28 Los números de ‘1.000’ para arriba se forman de la siguiente manera:

§26.281 ‘1.000’ ’élep̄ ‫אלף‬, pl. ‫ ֲאל ִּפים‬, cstr. ‫ ַא ְל ֵּּפי‬, ‘2.000’ du. ‫ ַא ְל ַּפיִּ ם‬.
§26.282 ‘3.000’ šelṓšeṯ ’ălāp̄îm ‫ֲאל ִּפים‬ ‫ ְׁשֹלשת‬.
§26.283 Los números mayores de ‘10.000’ pueden formarse de dos maneras, bien con
los múltiplos de la palabra ‘1.000’ o con una palabra que significa ‘miríada’ (cf. μυριας).

§26.2831 ‘10.000’ ‘ăśéreṯ ’ālāp̄îm ‫ֲאל ִּפים‬ ‫ ֲעׂשרת‬, ‘18.000’ šemohnāh ‘āśār ’élep̄
‫ ְׁשמֹונה עׂשר אלף‬.

§26.2832 ‘10.000’ reḇāḇāh ‫ ְרבבה‬, o ribbô ‫ ִּרבֹו‬. ‘20.000’ ribboṯáyim ‫( ִּרב ַֹּתיִּ ם‬Sal. 68:18),

probablemente es ‘miríadas, decenas de miles’; también ‫ִּרבֹות‬ ‫( ְׁש ֵּּתי‬Neh. 7:70) y ‫ְׁש ֵּּתי‬
‫( ִּרבֹוא‬Neh. 7:71). ‘40.000’ ‫( ַא ְר ַבע ִּרבֹוא‬Neh. 7:66).

§26.2833 ‘100.000’ ‫אלף‬ ‫( ְמ ַאת‬Nm. 2:9), ‫( ֵּמאה אלף‬2 R. 3:4).

§26.2834 ‫‘ ַא ְל ֵּּפי ְרבבה‬millares de millares’ (Gn. 24:60).


§26.3 Los números ordinals se emplean para expresar orden y sucesión. Ges. §98.
§26.31 Como en otras lenguas, la palabra ‘primero’ no es un numeral, sino más bien
una palabra que indica ‘cabeza, jefe’ ‫ ִּראׁשֹון‬. Se declina como los sustantivos terminados

en ‫ֹון‬- (§24.431).

§26.32 Los ordinales ‘2x’ al ‘9x’ se forman con los sufijos -î, fem. -îṯ, y con excepción
de ‘2x’ y ‘6x’, se coloca una î larga después de la segunda radical.
‘2˚’ šēnî šēnîṯ šenîyāh
‫ְׁשנֵּ י‬ ‫ֵּׁשנִּ ית‬ ‫ְׁשנִּ יה‬

‘3˚’ šelîšî
ִּ ‫ ְׁש ִּל‬š lîšîṯ šelîšîyāh
e
‫יׁשי‬
ִּ ‫ְׁש ִּל‬ ‫יׁשית‬
ִּ ‫יׁשיה ְׁש ִּל‬

‘4˚’ reḇî‘î reḇî‘îṯ


‫יעי‬
ִּ ‫ְר ִּב‬ ‫יעית‬
ִּ ‫ְר ִּב‬

‘5˚’
ִּ ‫ ֲח ִּמ ִּשי ֲח ִּמ‬ḥămîšî
‫יׁשי‬ ‫יׁשית‬
ִּ ‫ֲח ִּמ‬ ḥămîšîṯ

‘6˚’ šiššî šiššîṯ


‫ִּׁש ִּשי‬ ‫ִּׁש ִּשית‬

‘7˚’ šeḇî‘î šeḇî‘îṯ


‫יעי‬
ִּ ‫ְׁש ִּב‬ ‫יעית‬
ִּ ‫ְׁש ִּב‬
‘8˚’ šemînî šînîṯ
‫ְׁש ִּמינִּ י‬ ‫ְׁש ִּמינִּ ית‬

‘9˚’ tešî‘î tešî‘îṯ


‫יעי‬
ִּ ‫ְּת ִּׁש‬ ‫יעית‬
ִּ ‫ְּת ִּׁש‬

‘10˚’ ‘ăśîrî
‫ֲע ִּׂש ִּירי‬ ‫‘ ֲע ִּׂש ִּיריה ֲע ִּׂשירית‬ăśîrîṯ ‘ăśîrîyāh

§26.4 Por lo general, los multiplicativos se forman empleando el dual: ’arba‘táyim


‫‘ ַא ְר ַב ְע ַּתיִּ ם‬cuádruple’ (2 S. 12:6), šiḇ‘āṯáyim ‫‘ ִּׁש ְבע ַתיִּ ם‬séptuplo’ (Gn. 4:15).
§26.41 Es probable que el -m final fuera en su origen una terminación adverbial (joüon
§ 100o), pero en esta explicación no se toma en cuenta el diptongo.

§26.42 También encontramos ‫ְּפע ִּמיִּ ם‬ ‫‘ ׁשֹלש‬tres veces’, ‫‘ ח ֵּמׁש ידֹות‬5 manos (=
veces)’.

§26.43 Fíjese también en lo siguiente: ‫‘ ֵּׁשנִּ ית‬segunda vez’ (Gn. 22:15), ‫יׁשית‬
ִּ ‫‘ ַב ְש ִּל‬la
tercera vez’ (1 S. 3:8), ‫יעית‬
ִּ ‫‘ ַב ְש ִּב‬la séptima noche’ (1 R. 18:44), ‫יׁשית‬
ִּ ‫ֲח ִּמ‬ ‫‘ ַּפ ַעם‬quinta
vez’ (Neh. 6:5).

§26.44 Las siguientes formas aparecen con valor adverbial: ‫‘ ַא ַחת‬una vez’, ‫ְׁש ַּתיִּ ם‬

‘dos veces’, ‫‘ ׁשלׁש‬tres veces’. Joüon §102f. sugiere que ‫‘ ַּפ ַעם‬vez (veces)’ está implícito.

§26.5 Los distributivos se forman de tres maneras.

§26.51 Se puede usar la repetición del cardinal: ‫ְׁש ַנִֽיִּ ם‬ ‫‘ ְׁש ַנִֽיִּם‬de dos en dos’, ‫ֵּׁשׁש‬
‫‘ ו ֵּׁשׁש‬seis cada uno’, ‫‘ ִּאיׁש־אחד ִּאיׁש־אחד ַלש ֵּבט‬uno de cada tribu’ (Jos. 3:12).

§26.52 Se puede emplear perífrasis: -‫ל‬ ‫‘ אחד‬uno por cada …’ (Nm. 17:18).

§26.53 O sencillamente, usar el -‫ל‬: ‫וְ ַל ֲאל ִּפים‬ ‫‘ ל ֵּמאֹות‬por centenares y por millares’.
Ges. §134q.
§26.6 Las fracciones se pueden expresar por medio de los ordinales (como en el
español). Además encontramos:
‘1/2’ ḥăṣî
‫ֲח ִּצי‬

‘1/3’
‫ׁש ִּליׁש‬šālîš
‘1/4’
‫ר ַבע‬réḇa‘ ‫ ַ֣ר ֹּ ַבע‬rṓḇa‘

‘1/5’
‫ ַ֣חֹּמׁש‬ḥṓmeš

‘2/3’
‫ ִּּפי ְׁש ַנִֽיִּם‬pî šnáyim

‘1/10’
‫‘ ִּעשרֹון‬iśśārôn ‫‘ע ְׂשרֹונִּ ים‬eśrônîm

§26.7 Nótense los siguientes usos especiales: ‫בּוע‬


ַ ‫ׁש‬, pl. ‫‘ ְׁשבּועֹות‬semana’; ‫עׂשֹור‬
‘10 días, el décimo día’, ‫‘ ֲעׂשרֹות‬grupos de 10’.

§26.71 Las fórmulas x, x + 1, o x, 11x y semejantes no deben tomarse literalmente, sino


que son recursos retóricos o estilísticos: ‘3 … 4 …’ (Am. 1:3, etc., cf. Pr. 30:18, 29); ‘2 …
3 … 4 …’ (Pr. 30:15), ‘6 … 7 …’ (Pr. 6:16; Job 5:19), ‘7 veces … 77 veces’ (Gn. 4:24).
Estos recursos son comunes en UGAR, cf. Gordon, Ugar. Gram. §7.46, §7.60.
§26.8 El orden de palabras con numerales es complejo y a menudo causa confusión.
§26.81 El numeral uno se coloca después de su sustantivo y concuerda siempre con él.
§26.82 Los numerales de 2 a 10 se colocan antes del sustantivo, a menudo en forma
constructo y el sustantivo va en plural, Ges. §134o, n. 2 explica la forma como conectiva, y
no como nomen regens, es decir genitivo explicativus o epexegeticus (Ges. §128k).
§26.83 Los numerales de 11 a 19 se colocan antes del sustantivo, que suele estar en la
forma singular.
§26.84 Los numerales de 20 en adelante pueden preceder o seguir al sustantivo. Cuando
preceden al sustantivo, éste suele estar en singular; cuando el sustantivo va primero, está en
plural.
§26.85 A veces el numeral 100 se encuentra en estado absoluto cuando precede al
sustantivo.
§26.86 Generalmente los numerales terminados en ‘millares’ preceden al sustantivo y la
palabra ‘millares’ se halla en estado constructo.
§26.87 Los ordinals son adjetivos y por esta razón siguen al sustantivo. Los numerales
ordinales que pueden flexionarse concuerdan con los sustantivos. Todos los ordinales
concuerdan en determinación.
§26.871 En cuanto a la numeración de los días del mes o del año, suele usarse el cardinal
y no el ordinal, y a veces se encuentra en constructo: ‫ׁשלׁש‬ ‫‘ ִּב ְׁשנַ ת‬en el año de 3’ = ‘en el
tercer año’.
§26.872 Para los ordinales mayores de 10, se emplea el cardinal porque no hay formas
especiales para ello. Puede ir delante o detrás del sustantivo. Ges. §134o.
§26.9 Es probable que el mejor método para aprender las peculiaridades de los
números sea leer extensamente los pasajes donde surgen muchos números, e.g. Gn. 5, Nm.
29, 1 R. 10, Esd. 2, etc.
§27. La parte más difícil para los estudiantes del hebreo es probablemente la
morfología verbal. El estudiante tiene que esforzarse para dominar los principios
básicos de una vez, e ir incrementándolos concienzudamente. El sistema verbal semítico
es diferente de los sistemas que la mayoría de nosotros conocemos. Tenemos que intentar
comprender el modelo semítico. Muchos términos son los mismos, pero no significan lo
mismo que sus equivalentes en castellano. Tenemos que aprender el significado de los
términos aplicados al hebreo.
§27.1 El verbo hebreo aparece tanto en formas finitas como no finitas. Ambas
categorías pueden ser flexionadas, aunque la flexión es diferente.
§27.11 El verbo finite HEB (§30.3321) puede flexionarse para mostrar una o varias de
las siguientes categorías:
Aspecto (tiempo) (§30.333), §§27.2, .3
Voz (§30.334)
Modo (§30.335)
Persona (§30.336)
Número (§30.337)
Género (§30.339)
Estructuras derivadas
Sufijos de acusativo
§27.111 La flexión del verbo finito en indicativo (y subjuntivo) puede mostrar:
Acción terminada, §27.2
Acción incompleta, §27.3
§27.1111 La acción terminada suele ser el tiempo pasado, de manera que esta
conjugación se denomina perfecto, pretérito, etc. En HEB el tiempo (es decir el tiempo de
la acción o estado predicados por el verbo) tiene que ser deducido del contexto. ¡Puede
señalar una acción terminada en el futuro!
§27.1112 La acción incompleta puede ser una acción o estado que ocurre en el presente o
que sucederá en el futuro, de aquí que esta flexión se denomine imperfecto, presente,
futuro, etc. Pero el tiempo debe determinarse a partir del contexto.
§27.1113 En HEB moderno se ha desarrollado un sistema de tres tiempos en el que el
perfecto actúa como pasado, el imperfecto como futuro, y el participio como presente. Este
sistema empezó a desarrollarse en el arameo tardío y el siriaco.
§27.112 El verbo se puede flexionar para mostrar:
La voz active
La voz pasiva
§27.1121 La voz active significa que el sujeto gramatical del verbo está realizando la
acción que el verbo dice. Como muchos verbos no son de acción, sino que expresan estado
o condición, a veces el uso del término no resulta claro. Véase §30.38 ss.
§27.1122 La voz pasiva significa que el sujeto gramatical recibe la acción que el verbo
dice. Por lo general, los verbos estativos e intransitivos no se pueden poner en voz pasiva.
Sin embargo, en HEB, los verbos llamados ‘intransitivos’ llevan a veces un objeto directo y
se pueden usar como verbos pasivos.
§27.1123 En HEB, como en las demás lenguas semíticas, la voz se señala por medio de un
esquema vocálico (de aquí procede el término ‘pasivos internos’). Por lo general, la pasiva
lleva una vocal u después de la primera radical (quṭal, quṭṭal) o después del prefijo
structural (hoqṭal). Las ‘conjunciones’ (o estructuras) Pu’al y Hof’al son pasivos internos
de Pi‘ēl e Hif‘îl, respectivamente.
§27.1124 En la estructura Q, la pasiva interna se perdió, a excepción del participio pasivo
(Qp 50). En HEB bíblico, se dan varias formas verbales finitas de Q pasivo, pero han sido
puntuadas por los masoretas como D pasivo o H pasivo, según las consonantes. Cuando un
verbo aparece sólo en Q activo y D pasivo o en Q activo y H pasivo, podemos asumir que
las formas pre-masoréticas fueran de Q pasivo.
§27.113 El verbo puede flexionarse para señalar el modo:
Indicativo, §§27.2, .3
Subjuntivo
Imperativo, §27.5
Yusivo, 27.6
Cohortativo, §27.6
§27.1131 El indicative (§30.3351) es la forma básica de perfecto e imperfecto, de manera
que no debemos buscar ninguna indicación morfológica.
§27.1132 El subjuntivo (§30.3352), con la pérdida de las vocales finales breves (§15.51),
ya no es posible identificarlo. Tal como sucede en AC, ARAB y ET, podemos asumir que
en algún tiempo pasado se encontraba también en HEB. Actualmente, sólo podemos
identificarlo por el contexto.
§27.1133 Como el imperative sólo puede referirse a una acción incompleta, se forma de
manera semejante al imperfecto.
§27.1134 El yusivo, igualmente, sólo se refiere a una acción incompleta y se forma de
manera semejante al imperfecto.
§27.1135 El cohortativo sólo puede referirse a una acción incompleta y se forma a partir
del imperfecto. Suelen llamarlo, muchas veces, ‘imperfecto alargado’.
§27.114 El verbo se puede flexionar para indicar persona (§30.336) y número (§30.337).
En el sistema semítico el género (§30.339) se indica para segunda y tercera persona.
§27.1141 Como en las lenguas semíticas la forma básica es la 3a ms, es costumbre
‘invertir el paradigma’ de la siguiente manera:
3 ms 3 mp

3 fs 3 fp

2 ms 2 mp

2 fs 2 fp

1 cs 1 cp

§27.115 Un verbo puede modificarse para mostrar que está construido en una estructura
derivada. Es característica de las lenguas semíticas construir estructuras verbales derivadas
con el fin de indicar modificaciones de la idea intrínseca de la raíz señalando: repetición,
extensión (en el tiempo o en el espacio), intensidad, causatividad, declaración forense,
pretensión, reciprocidad, reflexividad, intento, e incluso ideas tan extrañas como ‘poseer el
color de …’. A estas estructuras derivadas se las denomina algunas veces ‘conjugaciones’
pero no tienen nada que ver con el significado de las conjugaciones en el latín, francés o
alemán.
§27.1151 Usando la raíz gdl, anotamos a continuación algunas de las estructuras que se
encuentran en varias lenguas semíticas.
gaddala gaddala gâdala gadalla (i)gdâlla

hagdala

’agdala ’agaddala ’agâdala sàgaddala sàgaddala

tagadala tagaddala tagâdala

(i)gtadala (i)gtaddala

(i)ngadala (i)ntagdala (i)ntanagdala

(i)ngadala (i)ntagdala (i)ntanagdala

(i)s̀tagdala (i)s̀tagaddala (i)s̀tagâdala

(i)gdawwala (i)gtawdala
§27.1152 En ninguna lengua semítica conocida se encuentran todas estas estructuras
derivadas. Wright anota 15 en ARAB, pero sólo hay 10 que están en uso común. ET tiene
12, pero no todas son usadas comúnmente.

§27.1153 Los antiguos gramáticos hebreos usaron el verbo ‫ פעל‬como palabra


paradigmática, y los nombres de las estructuras o ‘conjugaciones’ (los hebreos usaban la
palabra ‘edificios’) se derivaron de allí. En HEB bíblico podemos encontrar las siguientes
estructuras:
Q Qal Básica, simple
‫ַקל‬

D
‫ ִּּפ ֵּעל‬Pi‘ēl Doblada, intensive

H
‫ ִּה ְפ ִּעיל‬Hif‘îl Causativa

N
‫נִּ ְפ ַעל‬Nif‘al Pasiva

HtD
‫ ִּה ְתּפ ֵּעל‬Hithpa‘ēl Reflexiva

HtŠ Hishtaf‘ēl (sólo se encuentra en


un verbo)

Š
‫ ַׁש ְפ ֵּעל‬Shaf‘ēl (escaso, frecuente en
SIR)

T
ֵּ ‫ ִּּת‬Tif‘ēl
‫פעל‬ (escaso)

Otras estructuras que se mencionan en las gramáticas suelen ser sustitutivas para las de
arriba con ciertas clases de verbos ‘débiles’. Esta explicación vendrá más adelante.
§27.116 Al verbo transitivo se le pueden añadir sufijos de acusativo para indicar el
objeto directo. Como estos sufijos modifican los esquemas de los acentos y las sílabas, la
forma verbal queda alterada. Cf. §23.122.

§27.117 La adición de · ַ‫ ו‬a un imperfecto cambia el aspecto verbal llevando el

significado a la esfera del perfecto. La adición de ְ‫ ו‬a un perfecto en muchos casos cambia
también el aspecto llevando el significado a la esfera del imperfecto. Al analizarlo, tal
verbo debe ser identificado como un imperfecto convertido (invertido) o un perfecto
convertido.
§27.1171 En muchas gramáticas el wāw se denomina ‘wāw consecutivo’ (cf. Ges. §49a, n.
1). Este nombre se basó en la teoría de que tal forma siempre debía ser precedida por un
verbo que no llevara wāw de conversión. Pero esta teoría no se mantiene, por el hecho de
que libros como Rut, Ester, 1 Samuel, etc., empiezan con wāw conversivo. En HEB, se usa
el término wāw hahippûḵ ‘el wāw inversivo’.
§27.1172 Además, estudios comparativos del verbo semítico demuestran que el
imperfecto conversivo no es un imperfecto, sino un yqtl perfecto (cf. AC iprus que no lleva
vocal final), mientras que el perfecto conversivo está probablemente relacionado con el
permansivo AC.
§27.12 El adjetivo verbal HEB o participio (§30.382) se puede flexionar para indicar
todas o cada una de las siguientes categorías:
Género (§30.3141)
Número (§30.3142)
Estado (§36.3)
Estructura derivada (27.115)
Sufijos genitivales (23.121)
§27.13 El infinitivo constructo es un sustantivo verbal, que unas veces corresponde al
gerundio y otras es semejante al infinitivo castellano. Se puede flexionar para indicar:
La estructura derivada (§27.115)
Los sufijos pronominales del genitivo o acusativo (§23.121s)
§27.131 La adición de un sufijo pronominal a un infinitivo cstr. puede cambiar el
esquema vocálico radicalmente, a causa de la agregación de un acento tónico primario, cf.
limlōḵ ‫ ִּל ְמֹלְך‬, lemolḵô ‫ ְלמ ְלכֹו‬la forma básica es *muluk.

§27.14 El infinitivo absolute es muy difícil de describir. A veces es un sustantivo verbal


(gerundio), a veces es un adverbio, y otras veces no tiene una equivalencia en el castellano.
No se puede flexionar y no acepta ningún morfema añadido (§20.12) con la excepción de la
conjunción ‫( ו‬en dos casos cuestionables encontramos la prep. ‫ל‬, cf. Joüon §123c.).

§27.15 Para analizar el verbo HEB, hay que identificar la estructura, el aspecto
(tiempo), la voz, el modo, la persona, el género, el número y cualquier morfema que
aparezca en la palabra, dar la raíz (o lexema) y su significado.
La estructura (conjugación), §27.115
El aspecto (tiempo) si lo hay, §27.111
La voz (si la estructura no lo indica), §27.112
El modo, §27.113
La persona, el género, y el número, si es aplicable, §27.114
Si es un participio, el género y estado, §27.12
Los sufijos pronominales, si los hay, §23.122
wāw conversivo, si hay, §27.117
Prefijos, si hay, §22.4
La raíz o Iexema de la palabra, §20.32
El significado de la forma
§27.151 Para asegurar que el estudiante incluya toda la información necesaria, y para
eliminar la necesidad de escribir todos estos datos, se puede usar la siguiente tabla de
indicadores. No hace falta memorizarla, pues en cada examen se incluirá una copia. Sin
embargo, una vez que se entiende la lógica del sistema, se puede memorizar en 15 minutos
o menos.

TABLA DE INDICADORES
Estructura PGN Perf. Impf. Impv. Yus./C Ptcp. Inf. Suf. PGN
ohort. Pron.

Q qtl 3 ms 10 20 - 40 50 msa 60 s0 3 ms
inf.abs.

Qp qtl pas. 3 fs 11 21 - 41 51 fsa sl 3 fs

N nqtl 2 ms 12 22 32 42 52 msc s2 2 ms

D qttl 2 fs 13 23 33 43 53 fsc s3 2 fs

Dp qttl pas. 1 cs 14 24 44 s4 1 cs

HtD htqttl

HtDp htqttl 3 mp 15 25 - 45 55 mpa 65 s5 3 mp


pas. inf.cstr.

H hqtl 3fp 16 26 - 46 56 fpa s6 3 fp

Hp hqtl 2 mp 17 27 37 47 57 mpc s7 2 mp
pas.

HtŠ 2 fp 18 28 38 48 58 fpc s8 2fp

1 cp 19 29 - 49 s9 1 cp

-c después del indicador de la estructura y antes de número, indica el wāw conversivo; la


conjunción wāw no se indica.
-s después del número más el indicador del sufijo indica el sufijo pronominal.

e.g. ‫יִּּתנּה‬
ְ ַ‫ ו‬se identifica como Qc20 s1 de ‫נתן‬, lo cual es mucho más fácil que escribir ‘3a
masculine singular, imperfecto, de ‫נתן‬, con sufijo 3a femenino singular, con wāw consecutivo’.
§27.2 El perfecto se indica morfológicamente por: a) la adición de los sufijos que
indican persona, género y número, y b) el esquema vocálico de su forma. Como el Q
perfecto es la forma más sencilla, será el punto de partida para el estudio del verbo
semítico.
§27.21 Los sufijos del perfecto en todas las estructuras son los siguientes:
3 ms (10) ‘él hizo …’
‫כככ‬

3 fs (11)
‫‘כככ ה‬ella hizo …’

2 ms (12)
‫‘כככ ּת‬tú (m.) hiciste …’

2 fs (13)
‫‘כככ ְּת‬tú (f.) hiciste …’

1 cs (14)
‫‘כככ ִּּתי‬yo hice …’

3 mp (15)
‫‘כככ ּו‬ellos hicieron …’

3 fp (16)
‫‘כככ ּו‬ellas hicieron …’

2 mp (17)
‫‘כככ ּתם‬vosotros hicisteis …’

2 fp (18)
‫‘כככ ּתן‬vosotras hicisteis …’

1 cp (19)
‫‘כככ נּו‬nosotros/as
…’
hicimos

Los signos ‫ כככ‬representan los tres radicales de la raíz, cf. Ges. §44.

§27.211 Los sufijos deben ser aprendidos como elementos de reconocimiento: ‫ּתם‬---

‘vosotros hicisteis …’, ‫ ִּתי‬--- ‘yo hice …’, etc. No debería ser necesario recurrir al
paradigma para reconocerlos.
§27.212 Los sufijos del perfecto son constantes para todas las estructuras. Así que
‫ א ַמ ְר ִּּתי‬es Q14, ‫ ִּד ַב ְר ִּּתי‬D14, ‫ ֵּה ַבנְ ִּּתי‬H14, etc. Aprenda a reconocer el sufijo e
identifíquelo. ¡Esto es lo que sucede cuando uno habla la lengua!
§27.22 Además del sufijo existe un esquema vocálico. Podemos indicar esto usando C
para las consonantes con las vocales correspondientes. El esquema del Q perfecto de los
verbos transitivos es CaCaCa, el cual estará sujeto a las reglas de alteración vocálica,
dependiendo del acento tónico, la influencia de las guturales, el tipo de sílaba, etc.
§27.221 Añadiendo los sufijos (§27.21) al esquema vocálico tenemos lo siguiente:
Q10 CaCaCa qāṭal
‫ק ַטל‬

Q11 CaCaCat qāṭelāh


‫ק ְטלה‬

Q12 CaCaCtā qāṭáltā


‫ק ַט ְלּת‬

Q13 CaCaCti qāṭalt


‫ק ַט ְל ְּת‬

Q14 CaCaCtî qāṭáltî


‫ק ַט ְל ִּּתי‬

Q15 CaCaCû qāṭelû


‫ק ְטלּו‬

Q16 CaCaCû qāṭelû


‫ק ְטלּו‬

Q17 CaCaCtém qeṭaltém


‫ְק ַט ְלּתם‬

Q18 CaCaCtén qeṭaltén


‫ְק ַט ְלּתן‬

Q19 CaCaCnû qāṭálnû


‫ק ַט ְלנּו‬

§27.2211 Debe notarse la aplicación de la regla 4 a todo el paradigma verbal. Nótese en


especial la aplicación de las reglas 15 a 17 a las formas anteriores.
§27.2212 Debe ser obvio que el conocimiento del cuadro de la vocal breve (Tabla E) y las
reglas de alteración vocálica disminuirá lo que tendrá que memorizarse.
§27.23 Hay otros dos esquemas vocálicos para el Q perf., que generalmente se
encuentran en los verbos de estado (§30.3393). Tales verbos suelen ser intransitivos
(§30.339), pero no siempre lo son. Los esquemas son CaCiCa y CaCuCa.
§27.231 La vocal temática es la vocal que hay después de la segunda radical (en una raíz
de tres radicales). En los paradigmas se indica como CCCa, CGCi, GCCu, etc. Lo cual
identifica la vocal, pero no la localiza. La vocal temática siempre está antes de la última
radical. Por supuesto, sufrirá las alteraciones vocálicas que le correspondan.
§27.232 Al añadir los sufijos de perfecto a los verbos de vocal temática -i tenemos lo
siguiente:
Q10 CaCiCa kāḇēḏ Q15 CaCiCû kāḇeḏû
‫כ ֵּבד‬ ‫כ ְבדּו‬

Q11 CaCiCat kāḇeḏāh kāḇeḏû


‫כ ְבדה‬Q16 CaCiCû
‫כ ְבדּו‬

Q12 CaCiCtā kāḇáḏtā CaCiCtem keḇaḏtém


‫כ ַב ְדּת‬Q17 ‫ְכ ַב ְדּתם‬

Q13 CaCiCti kāḇaḏt CaCiCten keḇaḏtén


‫כ ַב ְד ְּת‬Q18 ‫ְכ ַב ְדּתן‬

Q14 CaCiCtî kāḇáḏtî CaCiCnû kāḇáḏnû


‫כ ַב ְד ִּּתי‬Q19 ‫כ ַב ְדנּו‬

§27.2321 Nótese que la Regla 15 no se aplica aquí. Por otro lado, la Regla 20 sí se aplica,
obligando a las formas Q12, 13, 14 y 19 a sufrir el cambio de i > a. Las formas Q17, 18
tienen el mismo cambio, aparentemente por formación analógica.
§27.233 Al añadir los sufijos de perfecto a los verbos de vocal temática-u tenemos lo
siguiente:
Q10 CaCuCa qāṭōn Q15 CaCuCû qāṭenû
‫קטֹּן‬ ‫ק ְטנּו‬

Q11 CaCuCat qāṭenāh qāṭenû


‫ק ְטנה‬Q16 CaCuCû
‫ק ְטנּו‬

Q12 CaCuCtā qāṭṓntā CaCuCtem keṭontém


‫ק ַ֣טֹּנְ ּת‬Q17 ‫ְקטנְ ּתם‬

Q13 CaCuCti qāṭṓnt CaCuCten qeṭontén


‫ק ַ֣טֹּנְ ְּת‬Q18 ‫ְקטנְ ּתן‬

Q14 CaCuCtî qāṭṓntî CaCuCnû qāṭṓnnû


‫ק ַ֣טֹּנְ ִּּתי‬Q19 ‫ק ַ֣טֹּנּו‬
§27.2331 La Regla 20 no se aplica aquí, por lo que las formas Q12, 13, 14, 17, 18, 19
retienen su vocal temática. Se puede notar el qāmāṣ ḥăṭûp̄ las formas Q17, 18. La Regla 17
se aplica a todas las vocales temáticas.
§27.3 El imperfecto se indica morfológicamente por: a) la adición de prefijos y (en
algunos casos) sufijos, que indican persona, género y número; b) por un esquema vocálico
de la forma que resulte.
§27.31 Los prefijos y sufijos del imperfecto en todas las estructuras son los siguientes:
3 ms (20) ‘él hará …’
‫י כככ‬

3 fs (21)
‫‘ּת כככ‬ella hará …’

2 ms (22)
‫‘ּת כככ‬tú (m.) harás …’

2 fs (23)
ִּ ‫‘ּת‬tú (f.) harás …’
‫כככ י‬

1 cs (24)
‫‘א כככ‬yo haré …’

3 mp (25)
‫‘י כככ ּו‬ellos harán …’

3 fp (26)
‫‘ּת כככ נה‬ellas harán …’

2 mp (27)
‫‘ּת כככ ּו‬vosotros haréis …’

2 fp (28)
‫‘ּת כככ נה‬vosotras haréis …’

1 cp (29)
‫‘נ כככ‬nosotros/as
…’
haremos

§27.311 Los aformativos de impf. (prey suf-) deben ser aprendidos como elementos de
reconocimiento: ---‫‘ ּת‬tú (m.) harás …’, ‫ּו‬---‫‘ ּת‬vosotros haréis …’,---‫‘ נ‬nosotros
haremos …’, etc.
§27.312 Los sufijos y prefijos verbales son constantes para todas las estructuras: ‫ַּת ְע ְמדּו‬

Q27, ‫ ֵּּתע ְמדּו‬N27, ‫ ִּּת ְתב ְרכּו‬HtD27, etc.

§27.32 Además de los prefijos y sufijos, existe un esquema vocálico para Q impf. El
esquema normal para el verbo transitivo es yaCCuCu, que estará sujeto a las reglas de las
vocales breves.
§27.321 El añadido de los prefijos y sufijos verbales nos da lo siguiente:
Q20 yaCCuCu yiqṭōl
‫יִּ ְקטֹּל‬

Q21 taCCuCu tiqṭōl


‫ִּּת ְקטֹּל‬

Q22 taCCuCu tiqṭōl


‫ִּּת ְקטֹּל‬

Q23 taCCuCî tiqṭelî


‫ִּּת ְק ְט ִּלי‬

Q24 ’aCCuCu ’eqṭōl


‫א ְקטֹּל‬

Q25 yaCCuCû yiqṭelû


‫יִּ ְק ְטלּו‬

Q26 taCCúCnā tiqtṓlnāh


‫ִּּת ְק ַ֣טֹּ ְלנה‬

Q27 taCCuCû tiqṭelû


‫ִּּת ְק ְטלּו‬

Q28 taCCúCnā tiqtṓlnāh


‫ִּּת ְק ַ֣טֹּ ְלנה‬

Q29 naCCuCu niqṭōl


‫נִּ ְקטֹּל‬

§27.3211 Nótese la aplicación de las Reglas 4, 13, 17, 18.


§27.33 Hay otros dos esquemas vocálicos para Q impf.: yiCCaCu, que se encuentra con
verbos de estado, y yaCCiCu, que se encuentra con ciertos verbos de las clases GCC, ’CC,
YCC, CC, y el verbo ‫נתן‬.

§27.331 La vocal temática del impf. se relaciona con la del perf. de la siguiente manera:
PERF. IMPF.

CaCaCa yaCCuCu

CaCiCa yiCCaCu

CaCuCa yiCCaCu

A veces se denomina a esto ‘ley de Barth’.


§27.332 Por su parte, la vocal del prefijo del impf. se determina según la vocal temática
del mismo.
a temática yiCCaC

i temática yaCCiC

u temática yaCCuC

§27.3321 De las discusiones anteriores, podemos deducir que Q impf. tomará una de estas
tres vocalizaciones: *yaqtul > yiqtōl, yiqtal y yaqtil. Podemos esquematizar la relación
vocálica del perf. y del impf. de la siguiente manera:
§27.333 Al añadir los aformativos de impf. a los casos de a temática, tenemos lo
siguiente:
Q20 yiCCaCu yiḵbaḏ Q25 yiCCaCû yiḵbeḏû
‫יִּ ְכ ַבד‬ ‫יִּ ְכ ְבדּו‬

Q21 tiCCaCu tiCCáCnā tiḵbáḏnāh


tiḵbaḏ
‫ ִּּת ְכ ַבד‬Q26 ‫ִּּת ְכ ַב ְדנה‬

Q22 tiCCaCu tiCCaCû tiḵbeḏû


tiḵbaḏ
‫ ִּּת ְכ ַבד‬Q27 ‫ִּּת ְכ ְבּו‬

Q23 tiCCaCî tiḵbeḏî tiCCáCnā tiḵbáḏnāh


‫ ִּּת ְכ ְב ִּדי‬Q28 ‫ִּּת ְכ ַב ְדנה‬

Q24 ’iCCaCu ’eḵbaḏ


‫א ְכ ַבד‬Q29 niCCaCû niḵbaḏ
‫נִּ ְכ ַבד‬

§27.3331 Nótese la aplicación de las Reglas 4, 13, 18 y 20.


§27.334 Al añadir los aformativos de impf. a los casos de i temática tenemos lo
siguiente:
Q20 yaCCiCu yittēn Q25 yaCCiCû yittenû
‫יִּּתן‬
ֵּ ‫יִּ ְּתנּו‬
Q21 taCCiCu tittēn taCCiCnā tittánnāh
‫ ִּּת ֵּּתן‬Q26 ‫ִּּת ַּתנה‬

Q22 taCCiCu tittēn taCCiCû tittenû


‫ ִּּת ֵּּתן‬Q27 ‫ִּּת ְּתנּו‬

Q23 taCCiCî tittenî taCCíCnā tittánnāh


‫ ִּּת ְּתנִּ י‬Q28 ‫ִּּת ַּתנה‬

Q24 ’aCCiCu ’ettēn naCCiCu nittēn


‫א ֵּּתן‬Q29 ‫נִּ ֵּּתן‬

§27.3341 Nótese la aplicación de las Reglas 4, 13, 18 y 20.


§27.3342 En muchos casos, la evidencia del esquema yaqtil proviene de las formas
pausales. ‫אכלּון‬
ֵּ ֹּ ‫ י‬Dt. 18:1; ‫אמר‬
ֵּ ֹּ ‫ ּת‬1 R. 5:20; ‫אמרּו‬
ֵּ ֹּ ‫ י‬Jer. 5:2, etc. No se trata de una
disimilación de la *o original, sin perjuicio de Ges. §68c n. 2. Cf. Ges. §42i y J. Barth, Das
ĭ- Imperfekt im Nordsemitischen’, ZDMG. (1889), 177s. Cf. también Ges. §68c.

§27.4 La forma del imperativo a veces se describe como ‘el impf. sin el prefijo ‫’ּת‬.
Aunque esto pueda ser una ayuda en general, el esquema vocálico no es el mismo.
Compare lo siguiente: impf. tiqṭelû, impv. qiṭlû, impf. tiḵbā́dnāh, impv. keḇā́dnāh. Es mejor
que se aprenda el imperativo como una flexión distinta; consta de a) adición de sufijo para
la 2fs, 2mp, y 2fp, y b) un esquema vocálico característico. Ges. §46.
§27.41 Los sufijos del imperativo son:
2ms (32) ---2mp (37)
‫ּו‬---

2fs (33)
‫ ִָּי‬---2fp (38) ‫נה‬---

§27.411 Son los mismos sufijos de las formas números 22, 23, 27 y 28 pero sin prefijo.
§27.412 Estos sufijos se usan para el imperativo en todas las estructuras derivadas.
§27.42 El esquema vocálico del Q impv. puede tomar tres formas distintas (cf. §§27.32,
.33): CCuC, CCaC, y CCiC. Como una palabra no puede empezar con agrupación
consonántica (§16.3), se coloca una vocal tras la primera radical; usualmente es de la
misma clase que la vocal temática. Esta vocal se ha reducido a shewa: *qṭul > *quṭul >
qeṭōl ‫ ְקטֹּל‬. El ARAB, sin embargo, añade una vocal protética (sin ḥamzā): uqtul.

§27.421 Originalmente el Q impv. no lleva vocal breve final. El ARAB distingue los
siguientes imperativos.
Imperativo uqtul < qtul
Imperativo 1 energ. uqtulanna

Imperativo 2 energ. uqtulan, p. uqtulā

En HEB existe el ‘imperativo abreviado’ pero la mayor parte de las formas del imperativo
tienen la vocal breve original (probablemente por analogía con el imperfecto).
§27.422 El Q impv. con vocal temática u se flexiona de la siguiente manera:
Q32 CCuCu qeṭōl
‫ְקטֹּל‬

Q33 CCuCî qiṭlî


‫ִּק ְט ִּלי‬

Q37 CCuCuw qiṭlû


‫ִּק ְטלּו‬

Q38 CCuCnā qeṭṓlnāh


‫ְק ַ֣טֹּ ְלנה‬

§27.423 El Q impv. con vocal temática i se flexiona de la siguiente manera:


Q32 CCaCu ḥăzaq
‫ֲחזַ ק‬

Q33 CCaCî ḥizqî


‫ִּחזְ ִּקי‬

Q37 CCaCû ḥizqû


‫ִּחזְ קּו‬

Q38 CCaCnā ḥăzáqnāh


‫ֲח ַז ְִֽקנה‬

§27.427 La mayoría de los verbos con i temática en el impf. son ‘débiles’, y en muchos
de ellos se encuentra aféresis (§13.511) en el impv. Los verbos débiles serán estudiados en
§29. El verbo yāšaḇ ‫ י ַׁשב‬se flexiona de la siguiente manera:
Q32 CCiCu šēḇ < ye šēḇ
‫ֵּׁשב‬

Q33 CCiCî šeḇî


‫ְׁש ִּבי‬

Q37 CCiCu šeḇû


‫ְׁשבּו‬
Q38 CCiCnā šḗḇnāh
‫ְׁש ְבנה‬

§27.425 La Regla 19 se aplica en las formas Q33 y Q37. Esto a veces produce una sílaba
cerrada, cf. ‫( ִּׁש ְמכּו‬sin dagesh) y ‫( ִּא ְס ִּּפי‬con dagesh).

§27.43 Se puede añadir una terminación‫ ָה‬al impv., para dar énfasis, pero con

frecuencia es sólo una variante estilística. Q32 ‫ ְׁש ַמע‬con ‫ה‬ ‫ ִּׁש ְמעה‬.
§27.431 El imperativo con -āh se deriva probablemente de la misma forma que el impv. 2
energ. del ARAB: *uqtula > ARAB uqtulan, pausal uqtulā, HEB qiṭlāh ‫ ִּק ְטלה‬.

§27.44 Los verbos CCY (‘lāmeḏ hê’) pueden tener un imperativo abreviado, semejante
a las formas apocopadas del yusivo (§13.533) pero sin el prefijo. De esto se hablará más en
§29.72.
§27.441 Esta forma se deriva del impv. original, sin la vocal breve final (§27.421).
§27.5 El yusivo (impf. abreviado) y el cohortativo (impf. alargado) son verdaderos
modos (§30.335s). En el ARAB encontramos evidencia de esto en los siguientes modos:
impf. ind. yaqtulu

impf. sbjtv. yaqtula

impf. yus. yaqtul

impf. 1 energ. yaqtulanna

impf. 2 energ. yaqtulan, p. yaqtulā

§27.51 Originalmente, el yusivo se distinguía morfológicamente del impf. por la


ausencia de vocal breve final. Cf. ARAB impf. yaqtulu, yus. yaqtul. A causa de la pérdida
de las vocales breves finales en HEB (§15.52), las dos formas han quedado idénticas, y, con
muy pocas aunque importantes excepciones, el esquema vocálico del yusivo es
exactamente igual al del impf.
§27.511 Generalmente las formas Q40 son las mismas que las Q20 (§27.321).
Q20 *yaCCuCu > yiCCōC
‫יִּ ְקטֹּל‬

Q40 *yaCCuC > yiCCōC


‫יִּ ְקטֹּל‬
§27.512 Las formas Q40 que tenían vocal larga pura en sílabas originalmente cerradas
(en las que se aplica la Regla 2), serán tratadas en §29.
§27.513 Las formas yus. de las estructuras derivadas, en las que el yus. y el impf. son
formalmente diferentes, serán tratadas en §28.
§27.52 A causa de su propia naturaleza (§30.3355), generalmente pensamos que el yus.
sólo se aplica a verbos en tercera persona (‘¡Que hable!’ ‘¡Que se callen!’). Sin embargo,
en el ARAB encontramos el yusivo en todas las personas, así que podemos asumir que
sucedió lo mismo en algún tiempo con el HEB.
§27.521 En HEB bíblico el yus. está limitado casi exclusivamente a la 2a y a la 3a
persona. Ges. §48h.
§27.53 El cohortativo también es un modo (§30.3354). Tal vez está relacionado con el
segundo enérgico ARAB (2 energ.) yaqtulan, que en pausa se pronuncia yaqtulā.
Normalmente consideramos el cohort. sólo en primera persona (‘¡Vámonos!’). Sin
embargo, dado que el 2 energ. en el ARAB existe en todas las personas, podemos asumir lo
mismo para el HEB. En HEB bíblico, no obstante, el cohort. se limita casi exclusivamente a
la la pers. Ges. §48b-e. W. Wright, A Grammar of the Arabic Language (1896), p. 61D.

§27.531 El cohort. se forma añadiendo‫ ָה‬al impf. lcs o lcp, con cambio del acento, lo
cual produce la alteración vocálica de acuerdo con las reglas vocálicas.
Q24 ’eqṭōl
‫א ְקטֹּל‬

Q44 ’eqṭelāh
‫א ְק ְטלה‬

§27.6 Las formas verbales no finitas siguen las reglas de los sustantivos y adjetivos en
su flexión. Sin embargo, las vamos a tratar aquí, porque usualmente se incluyen en la
conjugación verbal.
§27.61 El participio (ptcp.) en la estructura Q se forma tan sólo basado en un esquema
vocálico. En las estructuras derivadas (§28.), hay un prefijo m- -‫מ‬. En la estructura Q, hay
una diferencia formal entre el participio de los verbos transitivos e intransitivos. Ges. §50.
§27.611 El Q participio de los verbos transitivos (con a temática) se forma de la
siguiente manera: *CâCiCu > CôCēC qôṭēl ‫קֹוטל‬
ֵּ .
§27.6111 La primera vocal (ô) es larga-pura, y por eso invariable (§14.11, §15.22). Como
muchas veces está escrita defectivamente (§11.3241), el estudiante puede no caer en cuenta
que es una vocal larga-pura.
§27.6112 El ṣêrê es una vocal breve y está sujeta a las reglas que gobiernan las vocales
breves. No obstante, por lo general, no se reduce en estado cstr. sg. (§15.223).
§27.612 El Q participio de los verbos intrans.(con i o u temática) se forma exactamente
igual que las formas Q10 (perf. 3ms) de estos verbos:
Perf. (Q10) Ptcp. (Q50)

CaCiCa > CāCēC CaCiCu > CāCēC


‫כ ֵּבד‬ ‫כ ֵּבד‬

CaCuCa > CāCōC CaCuCu > CāCōC


‫קטֹּן‬ ‫קטֹּן‬

§27.6121 Según algunos gramáticos, estas formas de los verbos de estado no son ptcps.,
sino más bien adjetivos verbales (cf. Joüon §50b). Como todos los participios son adjetivos
verbales, esta distinción es confusa.
§27.6122 En los participios de los verbos de estado, las dos vocales son breves, y por esta
razón pueden reducirse de acuerdo con las reglas de las vocales breves. Estúdiese lo
siguiente:
m.s.a. m.s.c. m.p.a. m.p.c.

CâCiC qôṭēl qôṭēl pero qôṭelîm qôṭelêy

CaCiCu kābēḏ kebēḏ kebēḏîm kiḇeḏêy

CaCuCu qāṭōn qeṭōn qeṭannîm qeṭannêy

CaCuCu nāqōḏ neqōḏ nequddîm nequddêy

§27.6123 No se reducen ni el ḥōlām ni el ṣêrê en el estado cstr. sg., pero ambos se reducen
en las formas plurales donde la regla se aplica.
§27.6124 Las formas con u temática (CaCuCu) a menudo llevan la 3a radical reduplicada
en las formas plurales: ‫נקֹּד‬, ‫נְ ֻק ִּדים‬. El ejemplo usual de los paradigmas, ‫קטֹּן‬, toma

prestadas las formas plurales del adjetivo ‫קטן‬.

§27.62 El ptcp. fem. del tipo CôCēC se encuentra en dos formas: una añade la
terminación femenina -at > -āh, y la otra añade la -t fem., de la siguiente manera:
CâCiCat > CôCeCā ’ômerāh

CâCiCt > CôCéCet ’ôméreṯ

§27.621 El ptcp. fem. del verbo transitivo se flexiona de la siguiente manera:


f.s.a. f.s.c. f.p.a. f.p.c.

’ôméreṯ ’ômerāh ’ôméreṯ ’ômerôṯ ’ômerôṯ


‫אֹּמרת‬ ‫א ְֹּמרה‬ ‫אֹּמרת‬ ‫א ְֹּמרֹות‬ ‫א ְֹּמרֹות‬

§27.622 El ptcp. fem. de los verbos de estado (§27.612) se flexiona exactamente igual
que los adjetivos fem. de la misma clase:
berēḵāh berēḵaṯ berēḵôṯ berēḵôṯ

neḇēlāh niḇlaṯ neḇēlôṯ niḇlôṯ

šeḵēnāh šeḵéneṯ šeḵēnôṯ šeḵēnôṯ

‘ămuqqāh

§27.6221 Como puede verse, son varias las maneras en las que este ptcp. (adj.) puede
flexionarse. El estudiante que conozca bien las reglas de las vocales breves no tendrá
dificultad para aprender los diversos desarrollos.
§27.63 El ptcp. pasivo de Q (Qp50) se flexiona a partir del siguiente esquema vocálico:
CaCûCu > qāṭûl ‫קטּול‬.

§27.631 Esta forma se flexiona como un adjetivo siguiendo las reglas de las vocales
breves y largas.
bārûḵ berûḵ berûḵîm berûḵêy

§27.6311 Normalmente, no hay pasivo para los verbos de estado. No obstante, a veces se
encuentra la forma CaCûC en verbos de estado, denotando una calidad intrínseca. ‫אמּון‬

‘fiel’, ‫טּוח‬
ַ ‫‘ ב‬confiado’. Ges. §50.

§27.632 En algunos casos, el ptcp. pas. parece tener sentido activo, e.g. ‫חרב‬
ַ֣ ‫ֲא ֻחזֵּ י‬
‘empuñan espada’ (Cnt. 3:8). El léxico BDB identifica la forma como un ptcp. act.
También, ‫‘ זכּור‬él se acuerda’ (Sal. 103:14). Cf. Joün §50e. El último puede ser puntuación
equivocada de un inf. abs. Cf. Ges. §50f.
§27.64 El Q infinitivo absoluto (inf. abs) tiene el siguiente esquema vocálico: CaCâCu.
Esto evoluciona a CāCôC (§14.11, §15.12), ‫קטֹול‬.

§27.641 Es muy importante que el estudiante se dé cuenta de que el infinitivo constructo


(§27.65) no es un infinitivo absoluto en estado constructo. Los términos absoluto y
constructo, empleados para los infinitivos, no son muy apropiados. Los dos infinitivos son
completamente distintos, y se derivan de dos esquemas vocálicos completamente
diferentes.
§27.6411 Con frecuencia la diferencia básica entre los dos infinitivos queda oculta por el
uso de escritura plena para el infinitivo cstr. y escritura defectiva para el inf. abs.
(§11.3241). Sin embargo, la ô del infinitivo abs. (‫ )קטֹּל‬no puede reducirse, mientras que la
ō del inf. cstr. con frecuencia se reduce ante una terminación fem. o un sufijo pron.
§27.65 El infinitivo constructo Q (inf. cstr. Q65) se forma a menudo según el esquema
vocálico CuCuCu; sin embargo, se encuentran otros esquemas vocálicos. Están
atestiguados CiCiCu y CiCaCu, e incluso otros se han sugerido.
§27.651 La evolución de los esquemas Q65 es la siguiente:
*CuCuCu > CeCōC
‫ְקטֹּל‬

*CiCiCu > CeCēC


neṯēn > tent > tēṯ ‫ֵּּתת‬

*CiCaCu > CeCaC


‫ְׁש ַכב‬

Cf. Ges. §45c-e.

§27.6511 Cuando la preposición -‫ ל‬está prefijada a un infinitivo cstr., el shewa móvil se

reduce a veces a quiescente, y aparece una sílaba cerrada. Estudie lo siguiente: nep̄ ōl ‫נְ פֹּל‬,

con -‫ב‬ ‫( ִּבנְ פֹּל‬Job 4:13), con -‫( ִּכנְ פֹּל כ‬2 S. 3:34), pero con -‫ ִּלנְ ּפֹּל ל‬fíjese en el dagesh
(Sal. 118:13), también ‫( ִּל ְׁש ַכב‬Gn. 34:7), etc.

§27.6512 El Q65 de ‫ אמר‬con -‫ ל‬evoluciona de la siguiente manera: *le’ěmōr > lē’mōr

‫ ֵּלאמֹּר‬. Pero note ‫ב ֱאמֹּר‬. Joüon §49f n. 1.


§27.652 Las formas Q65 con terminación fem. o con sufijos evolucionan de la siguiente
manera:
*CuCuCatu > CuCeCāh
‫ ֻח ְמלה‬o CoCeCā
‫א ְכלה‬

*CiCiCatu > CiCeCāh


‫ ִּׂשנְ עה‬, ‫ִּר ְבעה‬

*CiCaCatu > CiCeCāh

*CaCiCatu > CaCeCāh


‫ַא ֲהבה‬
Cf. Ges. §65c.

§27.653 Algunas formas de los inf. cstr. han evolucionado como el inf. ARAM:
*maCCaCu > miCCaC ‫ ִּמ ְק ַטל‬. Cf. ‫( ִּמ ְקרא‬Nm. 10:2), ‫( ַמ ַסע‬Nm. 10:2), ‫( ִּמ ַקח‬2 Cr.

19:7), ‫( ַמשא‬Nm. 4:24). La forma ‫לֹוח‬


ַ ‫( ִּמ ְׁש‬Est. 9:19) ha evolucionado de una forma
*maCCâCu > miCCôC (Ges. §45e).
§27.654 Es necesario recalcar aquí la advertencia implícita en §27.6411.
§27.7 Los sufijos pronominales se pueden unir a las formas verbales (a excepción del
inf. abs.). El sufijo pronominal puede ser acusativo o genitivo.
§27.71 El sufijo pronominal que se une al verbo finito es acusativo, e indica el objeto
directo del verbo. El sufijo pron. puede tomar tres formas (Ges. §57).
§27.711 El sufijo pron. acus. que se une a una forma verbal con terminación vocálica,
toma las siguientes formas:
s0 3ms -ôw’ -ôh’
ֹּ‫ה‬- ‫ֹו‬- ‫ ַָ֣הּו‬-ʹhû

s1 3fs
‫ ַָ֣ה‬-ʹhā

s2 2ms
‫ ַָָ֣ך‬-ʹḵā

s3 2fs
‫ ְָך‬-āḵ

s4 1cs
‫ ַָ֣נִּ י‬-ʹnî

s5 3mp
‫ָ֫מֹו‬ ‫ם‬- ‫הם‬--hem, -m, -ʹmô

s6 3fp
‫ן‬--n

s7 2mp
‫כם‬--ḵem

s8 2fp (falta)

s9 1cp
‫ ָ֫נּו‬-ʹnû
§27.712 El sufijo pron. acus. que se une a una terminación consonántica de perfecto,
toma las siguientes formas:
-ôw’
s0 3ms
ֹּ‫ה‬- ‫ֹו‬- ‫ ָ ַָ֣הּו‬-ā́hû, -ôh

s1 3fs
‫ ָּה‬-āh

s2 2ms
‫ְָָך‬ ‫ָָָך‬ ‫ָך‬-kā, -éḵā, -āḵ

s3 2fs
‫ְָָך‬ ‫ ְֵָּך‬-ēḵ, -éḵ

s4 1cs -ā́nî
‫ָָנִּ י‬ ‫ ַָָנִּ י‬-ánî,

s5 3mp -ā́mô
‫ָ ַָ֣מֹו‬ ‫ ָם‬-ām, -ām,

s6 3fp
‫ ָן‬-ān

s7 2mp
‫כם‬--ḵem

s8 2fp (falta)

s9 1cp
‫ ָ ַָ֣נּו‬-ā́nû

§27.713 El suf. pron. acus. que se une a una terminación consonántica de imperfecto,
toma las siguientes formas:
s0 3ms -ḗhû
‫ֵָּ ַָ֣הּו‬

s1 3fs
‫ ָ ַָ֣ה‬-éhā

s2 2ms
‫ְָָך‬ ‫ָָָך‬ ‫ָך‬--ḵā, -éḵā, -āḵ

s3 2fs
‫ ְֵָּך‬-ēḵ

s4 1cs
‫ ֵָּ ַָ֣נִּ י‬-ḗnî
s5 3mp
‫ֵָּ ַָ֣מֹו‬ ‫ ֵָּם‬-ēm, -ḗmô

s6 3fp (falta)

s7 2mp
‫כם‬--ḵem

s8 2fp (falta)

s9 1cp
‫ ֵָּ ַָ֣נּו‬-ḗnû

§27.714 A veces el suf. pron. se une a una forma que lleva nûn energicum:
3ms *-énhû > -énnû
‫ָ ַָ֣נּו‬

2ms
‫ָ ַָ֣כה‬ ‫* ָ ַָ֣ך‬-enkā > -ékkā

1cs
‫ָ ַָ֣נִּ י‬ ‫ ַָ ַָ֣נִּ י‬-ánnî, -énnî

Estas son las únicas formas PGN en las que se da la n (Ges. §58j-k).
§27.72 El verbo Q perf. al que se ha unido un sufijo sufre un cambio vocálico a causa
del acento. Estudie lo siguiente:
Q10 qāṭal + suf. > qeṭal-
‫ְקט ַלנִּ י ְקטלַ֣הּו‬

Q11 qāṭelát + suf. > qeṭālaṯ-


‫ְקט ַל ְַ֣תָך ְקטל ַַ֣תם‬

Q12 qāṭáltā + suf. > qeṭalt-


‫ְק ַט ְל ַ ַ֣תנִּ י ְק ַט ְלּתֹו‬

Q13 qāṭalt + suf. > qeṭaltî-


‫ְק ַט ְל ִּ ַּ֣תינִּ י‬

Q14 qāṭáltî + suf. > qeṭaltî-


‫ְק ַט ְל ִּ ַּ֣תיָך‬

Q15 qāṭelû + suf. > qeṭālû-


‫ְקטלַ֣ ּוהּו‬

Q17 qeṭaltem + suf. > qeṭaltû-


‫ְק ַט ְל ַּ֣תּוהּו‬
Q19 qāṭálnû + suf. > qeṭalnû-
‫ְק ַט ְלנַ֣ ּוכם‬

§27.721 La 3fs + suf. preserva la antigua terminación -t:


CaCaCat > CāCeCāh, pero + -ḵā > CeCāCaṯḵā ‫ ְקט ַלַ֣תָך‬.

§27.722 La 2fs + suf. preserva la antigua terminación -ti (cf. ARAB qatalti):
CaCaCti > CāCáCt, pero + -nî > CeCaCtínî ‫ ְק ַט ְל ִּ ַ֣תינִּ י‬.

La i suele escribirse plēnē‫ ִָּי‬, pero históricamente es una vocal breve.

§27.723 La 2mp + suf. preserva la -u antigua, la cual aún se ve en ARAB. qataltum, pero
en HEB la -m se ha perdido:
*CaCaCtum > CeCaCtém pero + -hû > CeCaCtúhû ‫ְק ַט ְל ַּ֣תּוהּו‬

La u suele escribirse plena ‫ּו‬-, pero por su historia es una vocal breve.

§27.73 La forma Q impf. cuando lleva sufijo se vocaliza como sigue: a) con sufijo
vocálico (-v) o con vocal de unión, la vocal temática se reduce a shewa: yiqṭōl + -ḗnî >
yiqṭelēnî ‫ ;יִּ ְק ְט ֵּלַ֣נִּ י‬b) con sufijo consonántico (-cv) la vocal temática toma la forma de una

sílaba cerrada sin acento: yiqṭōl + -kā > yiqṭolḵā ‫( יִּ ְקט ְלָך‬qāmāṣ ḥăṭûp̄ ).

§27.74 Las formas de Q imperativo a las que se les une un suf. pron. siguen la misma
vocalización del impf.
§27.75 Cuando el suf. pron. se une a una forma no finita del verbo, es genitivo. Puede
ser genitivo subjetivo u objetivo (§36.323s).
§27.751 El suf. pron. que se une al ptcp. sigue las reglas de los sustantivos en su
vocalización.
§27.752 El inf. cstr. con suf. pron. suele preservar la vocal tras la primera radical y la
otra vocal se reduce a shewa. Note bien: *CuCuCu > CeCōC, qeṭōl, pero qoṭlô ‫ק ְטלֹו‬,

qoṭleḵā ‫ק ְט ְלָך‬.

§28. Las estructuras derivadas (‘conjugaciones’, HEB binyānîm ‘edificios’) se


forman por: a) alteraciones en la raíz, como la geminación de la segunda o tercera radical,
reduplicación de las radicales, etc., b) la adición de indicadores estructurales, prefijos o
infijos (o los dos), y c) un esquema vocálico. Para ver su efecto sobre el significado de la
raíz y algunas de las estructuras derivadas, cf. §§27.115–.1153.
§28.1 Las estructuras más comunes del HEB bíblico se pueden presentar de la
siguiente manera:
ESTRUCTURAS VERBALES DERIVADAS
Simple Intensivo Causativo

Activo Q (qtl) D (qttl) H (hqtl)

Qal (ligero) Pi‘ēl Hif‘îl

qāṭal ‫ק ַטל‬ qiṭṭēl ‫ִּק ֵּטל‬ hiqṭîl ‫ִּה ְק ִּטיל‬

Pasivo Qp (qtl) Dp (qttl) Hp (hqtl)

Qal pasivo Pu‘al Hof‘al

qōṭal ‫*ק ַֹּטל‬ quṭṭal ‫ֻק ַטל‬ hoqṭal ‫ה ְק ַטל‬

Reflexivo N (nqtl) HtD (htqttl) HtŠ (hštqtl)

Nif’al Hitpa‘ēl Histaf‘ēl

niqṭal ‫נִּ ְק ַטל‬ hiṯqaṭṭēl ‫ִּה ְת ַק ֵּטל‬ hištaḥăwāh ‫ִּה ְׁש ַּת ֲחוה‬

§28.11 Las denominaciones Pi‘ēl, Hif‘îl, etc., provienen de los antiguos gramáticos
hebreos que emplean el verbo p‘l ‫ פעל‬para el paradigma. Sin embargo, la presencia de ‫ע‬

en el verbo influye en las vocales y rechaza la geminación. Además el ‫פ‬, que es una letra
begadkepat, hace que el verbo no sea apropiado como paradigma sencillo y claro. Los
gramáticos modernos suelen usar el verbo qṭl ‫קטל‬.

§28.12 Proponemos emplear un sistema que es muy usado en las recientes gramáticas
del AC, UGAR, y también, algunas HEB. Véase §27.1153. Los símbolos se explican de la
siguiente manera:
Q Estructura básica, §27.
D Estructura reduplicada, §28.2
H Prefijo h, §28.3
N Prefijo n, §28.4
HtD Prefijo hiṯ- y la 2a radical reduplicada, §28.5
HtŠ Prefijo hiṯ- y š-, §28.9
Los pasivos internos se indican con la adición del símbolo p: Dp = D-pas.
§28.121 Este sistema se puede ampliar para incluir algunas estructuras menos frecuentes,
como las siguientes:
L Pô‘ēl (una vocal larga después de la 1a radical), §28.6
R Pilpēl (reduplicación), §28.7
Todavía se puede ampliar más para incluir HtR, HtL, Lp, etc.
§28.122 La gran ventaja de emplear este sistema se demuestra en los estudios semíticos
comparativos. La estructura N, por ejemplo, se llama ‘VII’ en ARAB, ‘IV 1’ en AC, y
Nif’al en HEB; mientras que la estructura D es ‘II’ en ARAB, ‘I 2’ en ET, ‘II 1’ en AC, y
Pi‘ēl en HEB. La estructura is̀taqttala, en ET IV 2, ¡es ‘II III 2’ en AC!
§28.13 La estructura HtŠ, muy común en ARAB y AC, sólo se encuentra en HEB
bíblico en el verbo ‫‘ ִּה ְׁש ַּת ֲחוה‬inclinarse, postrarse’. La mayor parte de los diccionarios lo

clasifica bajo la raíz ‫שחה‬, pero debe ser listado como ‫ חוה‬porque el verbo aparece 170x
en HEB bíblico, y casi siempre lleva el wāw consonántico.
§28.14 El esquema dado en §28.1 sólo incluye las formas del perfecto (10). Para las
demás formas, véase el PARADIGMA V-1, en la sinopsis del verbo.
§28.2 La estructura D se caracteriza por la geminación media (si se puede), y por su
esquema vocálico. La idea fundamental en esta estructura es la de intensificar, reforzar, o
repetir. También puede indicar instar, causar (aproximándose a la estructura H), permitir,
declarar (en el sentido forense), u otras ideas semejantes. Los sustantivos formados a partir
de la estructura D (§24.26) suelen llevar la idea de ocupación o actividad habitual.
§28.21 Los esquemas básicos de la estructura D son los siguientes:
D10 CiC2iCa Reglas 4, 13
‫ִּמ ֵּלא‬ ‫ּגִּ ַב ְר ִּּתי‬

CiC2aCa Reglas 2, 13, 15


‫יִּ ַסד‬

D20 yaCaC2iCu Reglas 4, 13, 17,


20
‫יְ ַד ֵּבר‬

D32 CaC2iCu Reglas 4, 13, 17,


20
‫ַד ֵּבר‬

D40 yaCaC2iC Reglas 13, 17, 20


‫יְ גַ ל‬

D50 maCaC2iCu Reglas 4, 13, 20


‫ְמ ַד ֵּבר‬

D60 CaC2âCu Reglas 2b, 4


‫יַ סֹּר‬

CaC2iCu Reglas 4, 13
‫ַא ֵּבד‬
D65 CaC2iCu Reglas 4, 13
‫ַא ֵּבד‬ ‫יַ ְסרה‬

§28.211 Como forma básica de D10 suele darse *qattala (siguiendo ARAB) o *qattila
(siguiendo ARAM). La evidencia de la vocal i tras la primera radical, se encuentra en los
verbos CGC, donde ē (rara vez ā) se encuentra en sílabas cercanas abiertas (e.g. ‫ ֵּב ֵּאר‬,

‫ ֵּב ֵּרְך‬, ‫ּגֵּ ַר ְׁשּת‬, ‫ ֵּערה‬, ‫ּופ ַרׁש‬


ֵּ , ‫בּתי‬
ִּ ‫ ֵּק ַר‬, etc.). Si la vocal original hubiese sido a, se hubiera
alargado a ā ya que no hay razón para la atenuación en CGC (v. Regla 18).
§28.212 Hay abundante evidencia de las dos vocalizaciones básicas de D10. CiC2iCa:
‫ ִּד ֵּבר‬, ‫ ֵּב ֵּאר‬, ‫ ִּב ֵּקׁש‬, ‫ ִּמ ֵּלא‬, y muchos más; CiC2aCa: ‫ּגִּ ַדל‬, ‫ ִּא ַבד‬, ‫ ִּל ַּמד‬, ‫ ִּדכא‬, ‫ ִּק ַדׁש‬, y todos
los verbos CCG y CCY.
§28.213 La evidencia de la vocal del prefijo ya- en D20 y ma- en D50 (frente a yu- y mu-
, sugeridos por el ARAB y AC), se encuentra en tales formas como: ‫ ֲא ַצּוה‬, ‫ ֲא ַל ְּמדה‬,

‫ ֲאב ֲרכה‬, ‫( ֲא ַב ְקׁשה‬así que es ‫ ֲא ַק ֵּטל‬, no ‫א ַק ֵּטל‬, que requeriría una vocal de tipo -u), y la
evidencia del UGAR atestigua esto (cf. C. H. Gordon, Ugaritic Handbook, §9.31 y Nota
‘2’).
§28.22 Los esquemas básicos para las formas D pasivo son los siguientes:
Dp10 CuC2aCa Reglas 4, 13, 15
‫נֻ ַּתץ‬

Dp20 yaCuC2aCu Reglas 4, 13, 15


‫ֻיְב ַקׁש‬

Dp32 Falta

Dp50 maCuC2aCu Reglas 4, 13, 15


‫ְמ ֻפזר‬ ‫ְמ ֻלּמדה‬

Dp60 CuC2âCu Reglas 2b, 4, 13,


15
‫ּגֻ נֹּב‬

Dp65 CuC2aCu Reglas 2b, 4, 13,


15
‫ֻענֹותֹו‬

§28.221 Note que en el esquema Dp, la vocal después de primera radical establece la
voz pasiva.
§28.222 La puntuación masorética ha identificado numerosas formas como D pas., que
originalmente eran Q pas. (más tarde, excepto en el participio Qp, esto fue reemplazado por
la estructura N). Si el verbo no se presenta en D activo, o si el significado Dp es paralelo al
significado Q activo, seguramente la forma era originalmente Q pas. Cf. Ges. §52e. Note
Dp10 ‫‘ יֻ ַלד‬nacer’, tiene que ser Qp10 probablemente vocalizado ‫*י ַֹּלד‬.

§28.3 La estructura H se indica por el preformativo h- (-‫ )ה‬que se sincopa en las


formas impf. (H20) y ptcp. (H50), y por su esquema vocálico. Cf. §13.52, .522. La idea
fundamental H es causativa, pero muchas veces tiene sentido declarativo (declarar justo o
culpable). Si la estructura Q del verbo tiene un significado transitivo, la estructura H
normalmente toma dos objetos (§34.35) ‘mover a x a hacer y’. Si la estructura Q es
intransitiva, la estructura H muchas veces es transitiva (e.g. Q ‘levantarse’, H ‘levantar,
hacer levantarse’; Q ‘acostarse’, H ‘acostar, o hacer acostarse’; Q ‘ver’, H ‘mostrar, hacer
ver’). El H pas. generalmente es el pasivo de H act., pero cf. §28.322.
§28.31 Los esquemas básicos de la estructura H son los siguientes:
H10 hiCCîCa Reglas 2a, 4, 13
‫ִּה ְק ִּדיׁש‬ ‫ִּה ְק ַד ְׁש ִּּתי‬

H20 yahaCCîCu Reglas 2a, 4, 13


> yaCCîCu
‫יַ ְצ ִּדיק‬

Hc20 wayaCCîC Reglas 2a


‫ַוִֽיַ ְל ֵּבׁש‬

H40 yaCCîC Reglas 2a


‫ְיַב ֵּדל‬

H32 haCCîC Reglas 2a, 13


‫ַה ְר ֵּחק‬

H50 mahaCCîCu Reglas 2a, 4, 13


> maCCîCu
‫ַמזְ כרת‬

H60 haCCiCu Reglas 2a, 13


‫ַה ְק ֵּדׁש‬

H65 haCCîCu
‫ַה ְק ִּדיׁש‬

Cf. Ges. §53.

§28.311 Se encuentra evidencia para H10 con preformativo i (hiCCîCa o hiCCiCa) en


vez de con preformativo a (como se presenta generalmente, haCCîCa) en los verbos ’CC,
GCC, CWC, y CC, que muestran todos una vocal primaria i en el preformativo (e.g.
‫ה ֱא ִּביד‬, ‫ה ֱע ִּביר‬, ‫ ֵּה ִּביא‬, ‫) ֵּה ֵּסב‬. La única contraindicación se encuentra en H10 de los
verbos WCC (e.g. ‫הֹוציא‬
ִּ ), que probablemente se puede explicar como analogía de H20
(e.g. ‫יֹוליד‬
ִּ ).
§28.312 Mi ex colega, el doctor Gleason L. Archer, hijo, sugiere la posibilidad de que la
vocal temática î perteneciera originalmente sólo a H20, y que se aplicó a H10 por analogía.
Esto explicaría tanto el cambio i > a en perf. (e.g. ‫ ) ִּה ְמ ַל ְכ ִּּתי‬como el cambio î > ē en impf.

(e.g. ‫) ַּת ְק ֵּט ְלנה‬.

§28.313 El preformativo h se ha sincopado en H20/50 (§13.522), e.g. *mehamlîḵ >


mamlîḵ ‫ ַמ ְמ ִּליְך‬, *tehašbî‘û > tašbî‘uû ‫ ַּת ְׁש ִּביעּו‬. Unas pocas formas en HEB bíblico
retienen la h, e.g. yehôšîa‘ (1 S. 17:47), yehôdêh (Sal. 28:7), y mehuqṣā‘ôṯ (Ez. 46:22). La
forma H32 sugiere que H20 originalmente también se formaba con h.
§28.314 Las formas H impf. conv. (Hc20) y H yus. (H40) terminan en sílabas
originalmente cerradas, lo que explica la vocal breve (e) ante la radical final.
§28.32 Los esquemas básicos de la estructura H pasivo son los siguientes:
Hp10 huCCaCa Reglas 4, 13, 15
‫ה ְמ ַלְך‬

Hp20 yahuCCaCu Reglas 4, 13, 15


> yuCCaCu
‫יע ַמד‬

Hp32 falta

Hp50 mahuCCaCu

muCCaCu Reglas 4, 13
‫מ ְׁשבת‬ ‫ֻמ ְדבק‬

Hp60 huCCîC (?)

Hp65 huCCaCu

§28.321 Note que la vocal u en el preformativo establece la voz pasiva.


§28.322 En algunos verbos, H pasivo es el pasivo de la estructura Q (cf. Ges. §53h). Sin
embargo, las formas del Hp20 de esta categoría probablemente son Qp20 que han sido
alteradas por la puntuación masorética, cf. §28.222 y Ges. §53u.
§28.33 La estructura Š (Shaf‘ēl) probablemente es un resto de la h/š causativa original.
Las dos formas son atestiguadas en ASA, donde la H causativa se encuentra en el Sabeo y
la Š-causativa en el Mineo y el Qatabanio. Cf. Ges. §55i.
§28.4 La estructura N (Nif‘al) se caracteriza por el preformativo hin (> n- en algunas
formas, y h sincopada en otras, §13.522) y por su esquema vocálico. Originalmente, la
estructura N era el reflexivo de la estructura Q, y todavía funciona como tal con muchos
verbos. En HEB bíblico, la estructura N llegó a reemplazar la Qp (que desapareció, excepto
el Qp ptcp. y algunas formas puntuadas del Dp o del Hp, §28.222, §28.322). La estructura
N también puede ser recíproca, y como tal, ¡llega a ser casi activa! El estudiante debe
observar cuidadosamente esta estructura en su contexto.
§28.41 Es incorrecto denominar la estructura N ‘el pasivo de la estructura Q’.
§28.42 Los esquemas básicos de la estructura N son los siguientes: cf. Ges. §51.
N10 naCCaCa Reglas 4, 13, 15,
18
‫נִּ ְל ַצם‬

N20 yahanCaCiCu Reglas 4, 11, 13,


> yanCaCiCu 18
‫יִּ לצם‬ ‫ִּּתש ַג ְַ֣לנה‬

N32 hanCaCiCu Reglas 4, 11, 13,


18
‫ִּהל ֵּחם‬

N50 naCCaCu Reglas 4, 13, 18


‫נִּ ְלחם‬

N60 naCCâCu Reglas 4, 13, 18


‫נִּ ְלחֹּם‬

N60 hanCaCâCu Reglas 4, 11, 13,


18
‫ִּהנתֹו‬

N65 hanCaCiCu Reglas 4, 11, 13,


18
‫ִּהל ֵּחם‬ ‫ִּהק ְד ִּׁשי‬

§28.421 Se postula un preformativo *han- original en las formas N32/60/65. Lo apoya el


ARAB inqatala (note el ’alif sin ḥamzā). Podemos suponer que originalmente era *an- al
que se le ha añadido un hê protético (§16.354).
§28.5 La estructura HtD se forma prefijando el indicador de la estructura hiṯ- (o tiṯ-,
’eṯ-, miṯ-, como se requiera), geminando la radical media, y empleando su esquema
vocálico. La estructura HtD tiene el significado del reflexivo de la estructura D. A veces se
aproxima a la estructura Q en significado o es recíproca. Incluso puede tener valor de
activa (‘hacer/actuar por sí mismo’), y en tal caso toma un objeto directo. Rara vez tiene
significado pasivo.
§28.51 Los esquemas básicos de la estructura HtD son los siguientes:
HtD10 hitCaC2iCa Reglas 4, 13
‫ִּה ְת ַה ֵּלְך‬ ‫ִּה ְת ַה ַל ְכּת‬
hitCaC2aCa Reglas 4, 13, 15
‫ִּה ְת ַאנַ ף‬

HtD20 yahitCaC2iCu Reglas 4, 13


> yitCaC2iCu
‫יִּ ְת ַה ֵּלְך‬ ‫ִּּת ְת ַה ַל ְכנה‬

HtD32 hitCaC2iCu Reglas 4, 13


‫ִּה ְת ַה ֵּלְך‬

HtD50 mahitCaC2iCu Reglas 4, 13


> mitCaC2iCu
‫ִּמ ְת ַה ֵּלְך‬

HtD60 hitCaC2iCu Reglas 4, 13


‫ִּה ְת ַה ֵּלְך‬

HtD65 lo mismo que


HtD60.

Cf. Ges. §54.

§28.511 La forma HtD32 sugiere el preformativo *yehiṯ- en HtD20/50.


§28.512 Se encuentra evidencia de un segundo esquema vocálico con a temática en
HtD10 en siete verbos: ‫ ִּה ְת ַאנַ ף‬, ‫ ִּה ְת ַא ַּפק‬, ‫ ִּה ְתנַ ַּפל‬, ‫ ִּה ְת ַענַ ג‬, ‫ ִּה ְתאחטא‬, ‫יִּ ְה ַטּמא‬, y

‫ ִּה ְת ַּפלא‬. Cf. Joüon §53b.


§28.52 Las estructuras pasivas del HtD son escasas, y en HEB bíblico sólo se
encuentran en perf. e inf. cstr. Los esquemas básicos son:
HtDp10 hutCuC2aCa Reglas 4, 13, 15
‫ה ְתק ַטל‬

HtDp65 hutCaC2iCu Reglas 4, 13


‫ה ְת ַק ֵּטל‬

Nótese las siguientes formas: ‫ ֻה ַד ְׁשנה‬para *hoṯdaššenāh (§13.112, Reglas 1b, 12) Is. 34:6;

‫ ֻה ַטּמאה‬para *hoṯṭammā́’āh (pausal, Regla 12), Dt. 24:4; ‫ ה ְתּפ ְקדּו‬para *hoṯpaqqeḏû
(Regla 1b), Nm. 1:47, etc; ‫ ֻה ַכ ֵּבס‬para *hoṯkabbēs, Lv. 13:55s., cf. Ges §54h, l. Un análisis
de estas formas en BDB sugiere que algunos de ellos probablemente son tG en vez de
(H)tD, cf. §28.54.
§28.53 La metátesis (§13.61) o asimilación (§13.112), o ambos, puede ocurrir en las
estructuras HtD y HtDp, cuando la primera radical es dental o sibilante. Véase Regla 12, y
los ejemplos en §28.52.
§28.54 Las estructuras tQ, tD (probablemente equivale a HtD), y tA se encuentran con
regularidad en ARAM, y han sido reemplazadas en HEB por pasivos internos (Qp, Dp y
Ap/Hp). Es aparente su relación con el ARAB V (taqattala) y el ET III 1 (taqatěla), III 2
(taqattala), y III 3 (taqâtěla). La fuerza de las estructuras, sin embargo, varía de lengua a
lengua.
§28.541 La estructura Tif‘ēl, o Taf‘ēl, puede ser un posible resto de la estructura tA,
aunque generalmente tiene un significado causativo activo. Cf. ‫‘ ִּּת ְר ַּג ְל ִּּתי‬enseñar a andar’

(Os. 11:3), ‫יְת ֲחרה‬


ַ ‘contender con’ (Jer. 12:5). Cf. también los sustantivos deverbales con
preformativo ‫ת‬.

§28.6 La estructura L (Pô‘ēl) se forma por un esquema vocálico con una ô larga < â
después de la primera rad. Expresa un propósito o esfuerzo para llevar a cabo una acción, a
veces con intento hostil. Cf. Ges. §55b, c.
§28.61 Los esquemas básicos de la estructura L son los siguientes:
L10 CâCiCa qôṭēl Is. 40:24
‫ׁש ֵֹּּרׁש‬

Lp10 CâCaCa qôṭal


‫ׁש ֹּרׁשּו‬Jer. 12:2

L20 yaCâCiCu yeqôṭēl


‫יְ ס ֵֹּּער‬Os. 13:3

L50 maCâCiCu hiṯqôṭēl


ְ ‫ ְמל‬Sal. 101:5 Kt.
‫ֹוׁשנִּ י‬

HtL10 hitCâCiCa yiṯqôṭēl


‫ ִּה ְת ֹּּג ֲעׁשּו‬Jer. 26:16

HtL20 yitCâCiCu yiṯqôṭēl


‫יִּ ְת ֹּּג ֲעׁשּו‬Jer. 46:8

Cf. Ges. §55b.

§28.62 La estructura L es el reflexivo de ARAB III qâtala y ET I 3 qâtěla. La


estructura HtL es el reflexivo de ARAB VI taqâtala y ET III 3 taqâtěla.
§28.63 Con verbos CWC y CC, generalmente se usa la forma de la estructura L en vez
de la estructura D. En tales casos, la estructura tiene los valores normales de la estructura
D. Ges. §55c.
§28.7 Algunas estructuras derivadas se forman por la reduplicación de la 2a y la 3a
radicales (qeṭalṭal) o por repetir la 3a rad. (qiṭlal). La forma ha sido designada como la
estructura R (‘reduplicación’), y la HtR. No se ha sugerido un símbolo satisfactorio para la
segunda forma.
§28.71 La estructura R, o qeṭalṭal, se usa principalmente para indicar movimientos
repetidos en sucesión rápida: ‫‘ ְס ַח ְר ַחר‬moverse rápidamente, palpitar (el corazón)’ (Sal.

38:11); ‫‘ ח ַמ ְר ַמר‬ser calentado, rojo’ (Job 16:16; Lm. 1:20). Ges §55e.

§28.72 La estructura qaṭlēl (o pa‘lēl) es el reflexivo del ARAB IX iqtalla que


generalmente sugiere condiciones permanentes, colores, etc. La vocal en la primera sílaba
generalmente se atenúa (Regla 18). Nótese: ‫‘ ַׁש ֲאנַ ן‬estar en descanso’, ‫‘ ַר ֲענַ ן‬estar verde’,

pas. ‫‘ ֻא ְמ ַלל‬estar marchitado’. Ges. §55d.

§28.73 La estructura qilqē l (o pilpē l) no es verdaderamente una estructura derivada,


pero se usa para la estructura D en raíces que son básicamente biconsonánticas (Cv̂C, e.d.
CWC y CYC) y, por analogía, en raíces CC. Esto será tratado en §29. Cf. Ges. §55f.
§28.8 Los verbos con cuatro radicales consonánticas son muy pocos en HEB bíblico.
Se conjugan según el esquema de la estructura D (qirsēm, pas. ruṭpaš) o el esquema de la
estructura H (hiśmî’l < *hiśme’îl). Cf. Ges. §56.
§28.9 Las estructuras compuestas, muy comunes en AC, ARAB, y ET, son
extremadamente escasas en HEB bíblico. La estructura NtD (común en el HEB misnaico)
se encuentra en Ez. 23:48, ‫( וְ נִּ ּוַ ְסרּו‬desarrollo de *niṯywasserû). La HtŠ (común en AC,
ARAB, UGAR) puede colocarse aquí, pero es básicamente una tŠ, como la tQ, tD y tA
mencionadas en §28.54. Ocurre muchas veces, pero sólo en el verbo ‫ ִּה ְׁש ַּת ֲחוה‬de ‫חוה‬.

§29. Los verbos ‘débiles’ generalmente se aprenden como paradigmas distintos.


Dada la presencia de ciertos tipos de consonantes (consonantes ‘débiles’), hay ciertas
alteraciones en el esquema vocálico ‘fuerte’. Estos tipos de verbos deben analizarse.

§29.01 En la Edad Media, los gramáticos hebreos usaban ‫ פעל‬como palabra

paradigmática. La primera radical se denominaba ‫פ‬, la 2a rad. ‫ע‬, y la 3a rad. ‫ל‬, de ahí las
denominaciones ‘Pê Alef’ (e.d. ’ā́lep̄ en la radical ‘pê’), ‘Ayin Wāw’ (wāw en la radical
‘áyin), etc. Hoy día, cuando ‫ פעל‬ya no se usa como paradigma, y en lenguas semíticas
donde estas denominaciones son incongruentes (como el ARAB, ET, y especialmente el
AC) hay poca razón para continuar esta terminología.
§29.02 Con muy pocas excepciones, los ‘verbos débiles’ son enteramente regulares, si
el estudiante sabe las reglas de las vocales breves, vocales largas, diptongos y los
fenómenos asociados con ciertas consonantes: nûn asimilada, ’ā́lep̄ que pueda resultar
quiescente, guturales que afectan a las vocales cercanas y rechazan dāḡēš, wāw, yôḏ,
forman diptongos y monoptonguizan, etc. Por lo tanto, analizaremos los verbos ‘débiles’
como regulares, notando las leyes que afectan a sus formas.

PRIMERA RADICAL DÉBIL


’CC Pê Alef
‫ א‬en la 1a radical, §§29.14,
.22

GCC Pê gutural gutural en la 1a radical,


§29.11

NCC Pê Nûn
‫ נ‬en la 1a radical, §29.4

WCC Pê Wāw
‫( י‬originalmente ‫ )ו‬en la 1a
rad., §29.31

YCC Pê Yôd
‫ י‬en la 1a rad. §§29.33, .34

SEGUNDA RADICAL DÉBIL


CGC ‘Ayin gutural gutural en la 2a rad., §29.12

CWC ‘Ayin Wāw


‫ ו‬en la 2a rad., §29.61

CYC ‘Ayin Yôd


‫ ע‬en la 2a rad., §§29.62, .64

CC2 ‘Ayin ‘Ayin 2a y 3a radicales idénticas,


§29.5

TERCERA RADICAL DÉBIL


CC’ Lamed ’Alef
‫ א‬en la 3a radical, §§29.14,
.21

CCG Lamed gutural gutural en la 3a radical,


§29.13

CCY Lamed Yôd


originalmente ‫ י‬en la 3a rad.,
§29.7
CCW Lamed Hê
originalmente ‫ ו‬en la 3a rad.,
§29.7

DOBLEMENTE DÉBILES
NC’
‫ נ‬en la 1a, ‫ א‬en la 3a rad., §29.8

NCY
‫ נ‬en la 1a, orig. ‫ י‬en la 3a

etc. etc.

C = consonante fuerte
§29.1 Repase §§15.4, 12.35, 13.38, 15.321 para los verbos que tienen una gutural en la
raíz (GCC, CGC, CCG). Repase la Regla 10.
§29.11 Los verbos GCC son regulares excepto en un caso. Ante ciertas consonantes,
puede producirse una abertura secundaria (§15.421 ss). Esto afecta a cualquier forma en la
que la primera radical cierre sílaba, Q20, N10, N50, H10, H20, H50, y H60/65. Para un
tratamiento más amplio del asunto, véase el artículo de LaSor, citado en §15.421. Lo
siguiente es común: *yaqtul > yiqtōl, pero yaḥălōm ‫ ַי ֲחֹלם‬.

§29.111 La vocal generada por abertura secundaria puede llegar a ser una vocal breve
plena: yiqtelû pero ya‘ameḏû ‫ ַי ַע ְמדּו‬, cf. §15.4213.

§29.112 Parece que el acento puede afectar a la cualidad vocálica:


Q20 pero
‫י ְח ַ ַ֣סר‬ ‫יַ ְח ְס ַ֣רּו‬

H10
‫ה ֱע ַ ַ֣ב ְר ִּּתי‬pero ‫וְ ַה ֲע ַב ְר ִּ ַּ֣תי‬

H10
‫ה ֱע ַמ ְדּת‬pero ‫וְ ַה ֲע ַמ ְדּת‬

§29.113 El estudiante debe fijarse en que una pattāḥ debajo del preformartivo (que es la
primera clave para reconocer H20/50), puede darse en Q20 de GCC.
§29.114 GCC rechaza el dāḡēš la primera radical (que es la primera clave para reconocer
N20/32/65), y cuando la 1a radical es ‫ ה‬o ‫ח‬, no hay alargamiento compensatorio (§13.38,
§15.14).
§29.12 Si tenemos en cuenta la influencia de la gutural (§15.4), los verbos CGC son
enteramente regulares. Donde más se nota su efecto, es en las estructuras D y HtD, en las
que se rechaza la geminación normal (§13.38). Estudie lo siguiente:
D10
‫ ִּמ ַהר‬Duplicación
implícita
‫ְך‬‫ר‬ַ ‫ב‬
ֵּ Alargamiento
compensatorio

D20
ַ Duplicación
‫יְמ ֵּהר‬ implícita
‫ ְּתב ֵּרְך‬Alargamiento
compensatorio

HtD20
‫יִּ ְת ַכ ֲחׁשּו‬Duplicación
implícita
‫יִּ ְתב ֵּרְך‬Alargamiento
compensatorio

Cf. Ges. 564.


§29.121 En todas aquellas formas en que haya un šewâ sonoro en la 2a radical del verbo
regular, será reemplazado por un ḥăṭap̄ šewâ en los verbos CGC (§11.325, §15.253,
§15.42).
§29.122 Nótese que el rêš actúa frecuentemente como gutural en los verbos CRC, tanto
en su rechazo del dāḡēš como en su influencia sobre las vocales.
§29.13 Los verbos CCG suelen modificar el esquema vocálico a causa de su preferencia
por la vocal de tipo a (§15.4322). Esto se nota particularmente en referencia a la Ley de
Barth (§27.331). El estudiante encontrará formas *yiqtal donde esperaría encontrar formas
*yaqtul. A menudo las formas pausales recuperan el esquema vocálico ‘correcto’ (cf. D10
šillaḥ, pausal šillēaḥ). Cf. Ges. §65.
§29.131 En las formas 2fs (13), se produce una vocal anaptíctica (§15.61): qātalt pero šā
láḥatt (note que el dāḡēš permanece), ‫ׁש ַל ַח ְּת‬. Esto sucede en todas las estructuras.

§29.14 Los verbos ’CC y CC’ son tratados aparte, mejor que como GCC o CCG, dado
el hecho que ’ā́lep̄ suele quedar quiescente (§13.523); v. §29.2.
§29.141 Los verbos C’C se pueden tratar como verbos CGC.
52:14–53:9 JESAIA 759

ILUSTRACIÓN 8. LA ‘BIBLIA DE STUTTGART’


La Biblia Hebraica Stuttgartensia es la sucesora de la ‘Biblia de Kittel’. Está basada, como la BH3,
en el MS (L) de Leningrado, fechado 1009 o 1008 d.C. Se caracteriza por su claridad de texto, sus
notas masoréticas, y su aparato simplificado.

§29.15 Los verbos CCH, es decir, los que terminan en hê con mappîq, son verbos CCG
y pueden ser tratados como tales. No se deben confundir con los verbos ‘Lamed Hê’ (CCY,
CCW). Los verbos CCH son escasos. Nótese: Q10 ‫ּג ַבּה‬, Q20 ‫יִּ גְ ַבּה‬, Q65 ‫ּגְ ב ַֹּה‬.
§29.151 Los verbos llamados ‘Lamed Hê’ no son CCH, y el estudiante nunca debe
tomarlos como tales. Se han desarrollado a partir de raíces CCY o CCW. La 3a rad. ‫ ה‬sólo
es un signo ortográfico. Véase §29.72.
§29.2 Los verbos ’CC y CC’ generalmente son parecidos a los GCC y CCG, pero el
estudiante debe prestar atención a cómo actúa el ’ā́lep̄ .
§29.21 Los verbos ’CC tienen las siguientes peculiaridades:

§29.211 El ‫ א‬actúa como una gutural normal en los impfs. de tipo *yiqtal y también en
algunos tipos variantes *yaqtul del *yaqtil (cf. §27.321, 27.333, 27.334). Fíjese en *ti’balu
> *te’ěḇal ‫* ;ּת ֱא ַבל‬ya’ḥuzu > ya’ăḥōz ‫ ַי ֲאחֹּז‬.

§29.212 En seis verbos ’CC (‫אבד‬ ‫)אפה אמר אכל אחז אבה‬, el ‫ א‬queda mudo al
final de sílaba y la vocal del preformativo se alarga haciéndose semilarga, *a’ > â’ > ô’
§15.151. Fíjese en las formas Q20: *ya’ḥizu > *yâ’ḥiz > yô’ḥēz ‫אחז‬
ֵּ ֹּ ‫י‬. Ges. §68.

§29.213 En las formas 1cs (24) del impf. de estos verbos el preformativo ‫ א‬y el ‫ א‬de la

primera radical se juntan, y sólo se escribe un ‫א‬: *’a’ḥizu > *’aḥiz > ’ôḥēz ‫א ֵֹּּחז‬.3

§29.214 En algunos casos, el quiescente ‫ א‬se pierde ortográficamente, ‫אסף‬


ֵּ ֹּ ‫ּת ֵֹּּסף > ּת‬.

§29.22 Los verbos CC’ se diferencian de los CCC en un aspecto: el ‫ א‬queda mudo al
final de una sílaba, lo cual da como resultado una sílaba abierta y afecta la aplicación de las
Reglas 15 (§15.113) y 20 (§15.33). Cf. ‫ ק ַטל‬y ‫ברא‬, ‫ כ ַב ְדּת‬y ‫מצאת‬, ‫ ִּה ְק ַ ַ֣ד ְׁש ִּּתי‬y

‫ ִּה ְמ ִּ ַ֣צאת‬. cf. Ges. §75.


§29.221 Fíjese en los siguientes datos:

§29.2211 En las formas 26, 28, 38, se encuentra ‫ ָ ַָ֣( ָ ַָ֣אנה‬en vez de ַָ֣ ַָ o ַָֹּ֣ ָ ):

‫ ִּּת ְק ַ֣ראנה‬.

3
LaSor, W. (2001). Manual de hebreo bíblico, volumen 2: Un método inductivo basado en el texto
hebreo del libro de Ester (pp. 100–178). Bogotá, Colombia: Centros de Literatura Cristiana.
§29.2212 El ‫ א‬es consonántico y toma shewa compuesto cuando queda delante de los

sufijos s2, s7, s8: ‫יִּמצ ֲאָך‬


ְ .

§29.2213 A veces Q65 de los CC’ añade ‫( ת‬analogía con los verbos CCY), ‫ ְמלֹּאת‬.

§29.2214 En las formas Q51 del esquema ‫קֹוטלת‬, el ‫ א‬quiescente produce formas sin

anaptixis: ‫מֹוצאת‬
ֵּ .
§29.2215 A veces encontramos ḥîrîq ’ā́lep̄ en las formas Hc20, H32, y H40. Dado que el
‫ א‬ha dejado la sílaba abierta, el ḥîrîq hay que entenderlo como î larga escrita
defectivamente (§15.22): ‫וַ ַי ֲח ִּטא‬.

§29.2216 Muchas veces, el ‫ א‬se suprime y es omitido ortográficamente: ‫ מצ ִּתי‬por

‫אתי‬
ִּ ‫מצ‬.
§29.3 Dado el cambio inicial w > y en varias lenguas semíticas, incluido el HEB
(§13.7), los verbos originales de WCC y YCC han coincidido como YCC. Sin embargo,
son distintos en varios puntos. Por esta razón será necesario estudiarlos por separado.
Indicaremos con el símbolo WCC los verbos ‘Pê Yôd’ que originalmente tenían wāw en la
1a radical.
§29.31 Es fácil distinguir entre los verbos WCC y YCC en las estructuras N y H.
§29.311 En las formas N10, N50, y en todo H activo, el wāw original aparece como ô
larga (escrita plenamente §11.3231), monoptonguizada a partir de un diptongo *aw. Estudie
lo siguiente:
N10 *nawsapa > nôsap̄
‫נֹוסף‬
ַ

N50 *nawsapu > nôsāp̄


‫נֹוסף‬

H10 *hawṣî’ > hôṣî’


‫הֹוציא‬
ִּ

H20 *yawṣî’u > yôṣî’


‫יֹוציא‬
ִּ

H50 *mawṣî’u > môṣî’


‫מֹוציא‬
ִּ

H60 *hawlidu > hôlēḏ


‫הֹולד‬
ֵּ
H65 *hawšîbu > hôšîḇ
‫הֹוׁשיב‬
ִּ

§29.312 En las formas N20, N32, y algunas de HtD, el ‫ ו‬es consonante fuerte y puede
geminarse:
N20 *yinwasiru > yiwwāsēr
‫יִּ ּו ֵּסר‬

N33 *hinwasirî > hiwwāserî


‫ִּהּו ְס ִּרי‬

HtD20 *yehitwakkaḥu > yiṯwakkaḥ


‫יִּ ְתוַ כח‬

§29.313 En el H pas., *-uw al final de sílaba se reduce a û (§15.153):


Hp10 *huwrada > hûraḏ
‫הּורד‬
ַ

Hp22 *tuwšabu > tûšaḇ


‫ּתּוׁשב‬
ַ

§29.32 Las peculiaridades de los verbos WCC en la estructura Q son las siguientes
(Ges. §69):
§29.321 En Q20–29 de WCC del tipo *yaqtil lleva ṣêrê (*ay > ê) en el preformativo.
Casi siempre está escrito defectivamente, pero no se puede reducir:
Q20 *yayšibu > yêšēḇ
‫יֵּ ֵּׁשב‬

Q25 *yayšibû > yêšeḇû


‫ֵּי ְׁשבּו‬

§29.3211 En Q20–29 del tipo *yiqtal, lleva la î larga, rara vez escrito defectivamente:
*yiyraš > yîyraš ‫יִּ ַירׁש‬.

§29.3212 Las formas raras, ‫ יִּ צ ֹּק‬y ‫ אצ ְרָך‬parecen ser imperfectos del tipo *yaqtul.

§29.322 Se encuentra aféresis en Q32, Q65 de los verbos WCC del tipo *yaqtil
(§13.51s). Además, en las formas del Q65, se agrega una t lastre (§13.513). Suele darse
anaptixis a causa de la sílaba doblemente cerrada (§15.61).
Q32 *yišibu > šēḇ
‫ֵּׁשב‬
Q65 *yišibu > šéḇeṯ
‫ׁשבת‬

Q65 *yada‘u > dá‘aṯ


‫ַד ַעת‬

§29.3221 En los verbos WCC del tipo *yiqtal, no hay aféresis: Q32 yeraš ‫יְ ַרׁש‬.

§29.33 En HEB bíblico, los únicos verbos YCC verdaderos (e.d. con la primera radical
original yôḏ) son: ‫יטב‬, ‫ינק‬, ‫יקץ‬, ‫ילל‬, ‫יׁשר‬, y ‫)?¿( יבׁש‬, cf. Ges. §70. Algunas
observaciones serán de ayuda:

§29.331 No hay aféresis ni elisión en los verdaderos verbos YCC, e.g.: ‫יטב‬
ַ ִּ‫י‬, ‫יִּ ינַ ק‬
(Q20), ‫ יְבׁש <( ִּביבׁש‬+ ‫ ְב‬, Q65).

§29.332 En la estructura H, se produce monoptongación, pero con el yôḏ escrito:


H20 *yayṭîbu > yêyṭîḇ
‫יטיב‬
ִּ ֵּ‫י‬

H10 *hiyṭîba > hêyṭîḇ


‫יטיב‬
ִּ ‫ֵּה‬

Parece ser que la forma H10 se forma por analogía con el H20 (cf. §28.311).

§29.34 Algunos verbos YṢC (e.d. verbos que comienzan con -‫ )יצ‬constituyen una clase
especial de verbos YCC. En esta clase, el yôḏ es consonántico y se asimila como si fuera un
nûn. A veces los verbos YṢC son clasificados como NCC, mostrando confusión en el orden
léxico. El Léxico de Holladay, p. 243, recoge ‫נצב‬, que aparece en las estructuras N, H, y
Hp y que significa N ‘estar en pie, firme, recto’; H ‘afirmar, colocar, fijar, determinar’; y en
la p. 140 recoge ‫יצב‬, que sólo aparece en HtD y significa ‘ponerse, colocarse, tomar

posición’. Es evidente que todos los casos podrían ser colocados bajo ‫יצב‬. Cf. Joüon §77.

§29.341 Los seis verbos YṢC en HEB bíblico son: ‫יצב‬, ‫יצג‬, ‫יצע‬, ‫יצק‬, ‫יצר‬, y (¿?) ‫יצת‬.

El verbo ‫ יצא‬es una excepción.

§29.3411 Fíjese en las siguientes formas:

‫ יצג‬H10 ‫ ִּה ִּציב‬, H50 ‫ ַמ ִּציב‬, H65 ‫; ַה ִּציב‬


‫ יצג‬H20 ‫יַ ִּציג‬, Hp20 ‫;יֻ ַצג‬
‫ יצע‬H20 ‫יַ ִּצ ַיע‬, Hp20 ‫; ֻה ַצע‬
‫ יצק‬Q24 ‫אצֹּק‬, H25 ‫;יַ ִּ ַ֣ציקּו‬
‫ יצר‬Q24s2 ‫אצ ְֹורָך‬, pero Qc20 ‫;וַ ִּייצר‬
‫ יצת‬Qc21 ‫וַ ִּּת ַצת‬, Q25 ‫יִּ ַצתּו‬, H10 ‫ ִּה ִּצית‬, H27 ‫ ַּת ִּציתּו‬.
§29.4 Además de la asimilación (§13.111), los verbos NCC muestran dos fenómenos
más:

§29.41 Hay aféresis (§13.511) en las formas Q32, y Q65, y la forma Q65 agrega un ‫ת‬
‘lastre’ (§13.513), que usualmente da lugar a anaptixis (§15.61). Nótese: Q32 *neḡaš > gaš
‫ּגַ ׁש‬, Q65 *neḡaš > géšeṯ ‫ּגׁשת‬.
§29.411 Puede darse aféresis pero no es un requisito en Q65 de los verbos tipo *yiqtal;
en cambio Q32 requiere aféresis. Nótese Q20 ‫יִּ ּגַ ע‬, Q32 ‫ּגַ ע‬, Q65 ‫ ְל ַג ַעת‬o ‫נגֹוע‬
ַ .

§29.412 No se produce aféresis en los verbos NCC de tipo *yaqtul: Q20 ‫יִּ ּפֹּל‬, Q65 ‫נְ פֹּל‬.
Cf. §27.6511.
§29.42 En los verbos NGC (e.d NCC con una gutural en la 2a rad.), el nûn no se
asimila. Estos verbos actúan como los verbos CCC: ‫יִּ נְ ַאף‬, ‫יִּ נְ ַעץ‬, ‫יִּ נְ אקּו‬, ‫יִּ נְ ַהג‬, ‫יִּ נְ ַחל‬,

‫ואנְ ֲע ֵּלְך‬, ‫יִּ נְ עם‬. La única excepción es ‫)יִּ נְ ַחת <( יֵּ ַחת‬.
§29.43 Normalmente, se encuentra qubbûṣ delante de dāḡēš en las formas de H pasivo
de NCC: ‫ ֻמּגׁש‬.

§29.44 El verbo ntn ‫ נתן‬se destaca porque la tercera radical -‫ ן‬se asimila a los

aformativos consonánticos (§13.1111): *natantî > nāṯáttî ‫נ ַת ִּּתי‬. Este es el único verbo que
actúa de esta manera.

§29.45 El verbo lqḥ ‫ לקח‬sigue el esquema de los verbos NCC con excepción de la

estructura N. Note: Q20 ‫יִּ ַקח‬, Q32 ‫ ַקח‬, Q65 ‫ ַק ַחת‬, pero N10 ‫נִּ ְל ַקח‬.

§29.5 Los verbos CC2 probablemente en su origen fueron biconsonánticos (cf. Ges.
§67a), y se han ampliado en algunas formas, por analogía, con los triconsonánticos.
§29.51 El desarrollo más sencillo de los CC2 es por medio de geminación (§13.3) de la
a
2 radical. Las siguientes observaciones serán de ayuda. No obstante, no se trata de un
estudio exhaustivo; es complementario, mas no sustitutivo de la observación del estudiante.
La atención detallada de estas y otras formas ayudará a lograr el dominio de este difícil tipo
de verbos.
§29.511 Algunos esquemas básicos de los verbos CC2 que producen la geminación de la
2a rad. incluyen:
CCC CC2 EJEMPLOS

Q10 CaCaCa CaC2a tam


‫§ ַּתם‬29.5111,
.5114

Q11 CaCaCat CaC2at támmāh


‫§ ַּתּמה‬29.5112

Q14 CaCaCtî CaC2ôtî sabbôṯî


ִּ ‫§ ַס ַ֣ב‬29.5113
‫ֹותי‬

Q20 yaCCuCu yaCuC2u yāsōḇ


‫§יסֹּב‬29.5111,
.5114

Q26 taCCuCnā taCuC2ênā tesubbênāh


‫§ ְּת ֻס ִּ ַ֣בינה‬29.5113

Q20 yaCCuCu yaC2uCu yissōḇ


‫§יִּ סֹּב‬29.5115

Q20 yiCCaCu yiCaC2u tēqal


‫§ ֵּּת ַקל‬29.5111

Q20 yiCCaCu yiC2aCu yimmal


ַ §29.5115
‫יִּּמל‬

Q65 CuCuCu CuC2u sōḇ


‫§סֹּב‬29.5111

H10 hiCCîCa hiCiC2a hēsēḇ


‫§ ֵּה ֵּסב‬29.5111

H15 hiCCîCû hiCiC2û hēsábbû


‫§ ֵּה ַסבֹו‬29.5112

H12 hiCCîCtā hiCiC2ôtā hăsibbôṯā


‫§ ֲה ִּסבֹות‬29.5113

H20 yaCCîCu yaCiC2u yāsēḇ


‫§י ֵּסב‬29.5111

H25 yaCCîCû yaCiC2û yāsḗbbû


‫§י ֵּסבֹו‬29.5112
H20 yaCCîCu yaC2iCu yassēḇ
‫§יַ ֵּסב‬29.5115

§29.5111 La consonante geminada se simplifica cuando está a mitad de palabra (§13.42).


Sin embargo, la a breve no se alarga con el acento (§15.111). *tamma > *tamm (§15.51) >
tam ‫ ַּתם‬.

§29.5112 La consonante geminada se conserva en las formas con aformativos sufijados de


tipo vocálico: *tamm + û > tammû ‫ ַּתּמּו‬.

§29.5113 Delante de los aformativos consonánticos se evita la sucesión de 3 consonantes


por medio de la epéntesis (§15.64). La vocal epentética es ô en el perf. y ê en los impf. e
impv. Estudie los siguientes ejemplos:
Q14 CaC2 + tî CaC2ôtî sabbốṯî
‫ֹותי‬
ִּ ‫ַס ַ֣ב‬

H12 hiCiC2 + tā hiCiC2ôtā hăsibbôṯā


‫ֲה ִּסבֹות‬

Q26 taCuC2 + nā taCuC2ênā tesubbếynāh


‫ְּת ֻסבַ֣ינה‬

H26 taCiC2 + nā taCiC2ênā tesibbếynāh


‫ְּת ִּסבַ֣ינה‬

§29.5114 La vocal temática (§27.231) de los verbos CC2 sigue necesariamente a la


primera radical, con excepción de las formas N20 y algunas de la estructura H. Nótese lo
siguiente:
Q20 CCC CC2
‫יִּ ְקטֹּל‬ ‫יסֹּב‬
2
Q65 CCC
‫ ְקטֹּל‬CC ‫ׁש ְֹּך‬
2
N20 CCC
‫יִּ ק ֵּטל‬CC ‫יִּ ַ ַ֣סבּו‬

§29.5115 En algunos verbos, se duplica la primera radical en vez de la segunda. Esto se


llama ‘duplicación aramea’ porque este fenómeno es muy común en ARAM. Nótese: Q20
‫יִּ סֹּב‬, ‫יִּּמל‬
ַ ; H20 ‫יַ ֵּסב‬.
§29.52 Por analogía con el ‘verbo fuerte’ se desarrolló un segundo esquema de CC2;
nótese las tres secciones siguientes.
§29.521 En algunas formas de Q10 y Q11, en particular en verbos transitivos:
normal analógica

CC2 CCC Ejemplos

Q10 CaC2a CaCaCa tam sāḇaḇ

Q11 CaC2at CaCaCat tammāh sāḇeḇāh

§29.522 En formas que llevan una vocal larga pura delante o detrás de la 2a radical:
CCC CC2 Ejemplos

ֵּ sôḇ ḇîm
Q50 CâCiCu CâCiCu e
sôḇēḇ
‫סֹובב‬ ‫סֹוב ִּבים‬
ְ

Q60 CaCâCu CaCâCu šāḏôḏ


‫ׁשדֹוד‬

sāḏûḏ
‫ׁשדּוד‬š dûdā
Qp50 CaCûCu CaCûCu e h
‫ְׁשדּודה‬

§29.523 En formas que requieran una segunda radical geminada:


D10 CiC2iCa CiC2iCa hillēl
‫ִּה ֵּלל‬

Dp10 CuC2aCa CuC2aCa šuddad


‫ֻׁש ַדד‬

HtD10 hitCaC2iCa hitCaC2iCa tittammēm


‫ִּּת ַּת ֵּּמם‬

§29.53 Además de la formación de las estructuras D y HtD por medio de la aplicación


de CC a CCC (§29.523), el intensivo de los verbos CC2 a menudo se forma por las
2

estructura L, Lp, HtL (§28.6). Rara vez se emplea la estructura R (§28.7). Probablemente,
estas formas son análogas con las de los verbos CWC y CYC (§29.6). Fíjese en lo
siguiente:
L10 CâCiCa CôCēC dômēm
‫דֹומם‬
ֵּ

Lp20 CâCaCa CôCaC nôḏaḏ


‫נ ַֹּדד‬

L20 yaCâCiCu yeCôCēC yešôḏēḏ


‫ׁשֹודד‬
ֵּ ְ‫י‬

HtL20 yitCâCiCu yitCôCēC yiṯhôlēl


‫הֹולל‬
ֵּ ‫יִּ ְת‬
R10 CiCCiCa CiCCēC gilgēl
‫ּגִּ ְלּגֵּ ל‬

gilgáltî
‫ּגִּ ְל ַּג ְַ֣ל ִּּתי‬

ši‘ăsa‘
‫ִּׁש ֲע ַׁשע‬

§29.54 Es muy probable que algunas raíces biconsonánticas, ampliadas por la inserción
de una vocal larga medial, hayan producido verbos CWC y CYC y, por la adición de una
vocal larga final, hayan llegado a ser verbos CCW y CCY. Esto será tratado a continuación.

§29.6 Las denominaciones ‫ ע׳׳ו‬y ‫‘( צ׳׳י‬Ayin-Wāw y ‘Ayin-Yôḏ) son algo imprecisas.
Algunos gramáticos los llaman ‘verbos cóncavos’. El estudiante debe notar que hay por lo
menos cuatro tipos de estos verbos:
CWC, con wāw consonántico en la 2a radical
CYC, con yōḏ consonantico en la 2a radical
CûC, con û larga en medio de una raíz bi-radical
CîC, con î larga en medio de una raíz bi-radical
Un cierto número de ajustes análogos ha complicado aún más el problema.

§29.61 Son verdaderos verbos CWC: ‫רוַ ח‬, ‫ּגוַ ע‬, ‫חוַ ר‬, ‫עוה‬, ‫ ִּעּוֵּ ת‬, ‫צוַ ח‬, ‫צוה‬, ‫ ִּקּוה‬, ‫רוה‬.
El wāw es en todos ellos consonante fuerte, y el verbo actúa según corresponda como CCG,
GCC, CCY, etc. Normalmente, en este manual, no haremos referencia a estos verbos como
CWC, empleando más bien esta sigla para las raíces cóncavas.

§29.62 Son verdaderos verbos CYC: ‫איַב‬, ‫היה‬, ‫חיה‬, ‫עיַ ף‬. Estos verbos también
pueden tratarse como GCC o CCY. En este manual, CYC hará referencia a los verbos CîC,
y no a los otros.
§29.63 Probablemente, los verbos ‘CWC’ (e.d. CûC) eran raíces biconsonánticas que se
ampliaron por el infijo de una vocal larga.
§29.631 Algunos esquemas básicos para la estructura Q de los verbos CûC son los
siguientes:
CCC CûC EJEMPLOS

Q65 CeCōC CâC > CôC bô’


‫§בֹוא‬29.6311

CûC qûm
‫קּום‬
Q10 CaCaCa CâCa qâm
‫§קם‬29.6312

CaCiCa CiCa mēṯ


‫ֵּמת‬

CaCuCa CuCa > CôC ’ôr


‫)?¿(אֹור‬

Q11 CaCaCat CaCat qâmāh


‫§ ַ֣קמה‬29.2613

CaCiCat CiCat mēṯāh


‫ֵּ ַ֣מתה‬

Q12 CaCaCta CaCtā qamtā


‫ַ ַ֣ק ְמּת‬

CaCiCta CiCtā máttā


‫ַ ַ֣מּת‬

Q20 yaCCuCu yaCûCu yāqûm


‫§יקּום‬29.6314

teqûmêynāh
‫§ ְּתקּומינה‬29.6315

yiCCaCu yiCâCu yēḇôš


‫§יֵּבֹוׁש‬29.6314

yē’ôr
‫יֵּ אֹור‬

yāmûṯ
‫§ימּות‬29.6314

Q50 CâCiCu CâCu qâm


‫§קם‬29.6318

’ôr
‫אֹור‬

CêCu mêṯ
‫ֵּמת‬

Q60 CaCôCu CôC qôm


‫§קּום‬29.6318

môṯ
‫מֹות‬
bôš
‫בֹוׁש‬

Q40 yaCCuC yaCōC yāšōḇ


‫§יׁש ֹּב‬29.6316

§29.6311 La forma léxica de los verbos Cv̂C es el inf. cstr. (Q65), porque éste conserva la
vocal larga. La vocal temática suele darse entre las dos radicales en la mayoría de estos
verbos.

§29.6312 La forma Q10 de casi todos los verbos CûC/CôC es CāC: ‫בא‬, ‫קם‬, ‫אץ‬, ‫ּגר‬, ‫מל‬,

‫מׁש‬, ‫נס‬, ‫סר‬, ‫רם‬, ‫רץ‬, ‫ׂשׂש‬, ‫ׁשב‬, etc. Rara vez se dan i o u temáticas, cf. §29.6317.
§29.6313 Es cuestionable si la a en la forma Q10 es una â larga o es una ā breve alargada.
Si hubiese sido â larga, habría cambiado por la mutación cananea a ô (§14.11; cf. también
§15.64). Sin embargo, lo mismo pudiera decirse de la forma Q50, donde el esquema básico
parece pedir â. Si fuera una â, §15.221 explicaría la vocal breve en ‫ ַק ְמּת‬. Es casi seguro

que el verbo ‫ ֵּמת‬lleva vocal breve i > ē a causa del acento; pero sufre el cambio i > a en

‫§( ַמּתה‬15.33). El verbo ‫ בֹוׁש‬parece tener una ô larga en Q10. Originalmente, es probable
que existieran tanto verbos CaC, CiC, CuC (¿?), así como los CâC y CîC.
§29.6314 Con la excepción de los ‘aformativos pesados’, el acento tónico queda sobre la
raíz en todas las formas finitas: ‫ ַ֣קמה‬, ‫ ַ֣קמּו‬. Nótese §29.6318.

§29.6315 Casi todos los impf. de los verbos CôC/CûC son del tipo yāCûC. Las dos
excepciones son ‫ יֵּ אֹור‬y ‫יֵּבֹוׁש‬, ambos intransitivos (u temática en perf.), probablemente se
han desarrollado a partir de *yiCāCu > *yiCâC > yēCôC. Se supondría un desarrollo
parecido de ‫ ֵּמת‬, pero aquí el Q20 es ‫ימּות‬.

§29.6316 Ante los aformativos consonánticos, se emplea una vocal epentética, ô ‫ ֹו‬en el

perf., y ê‫ ָי‬en el impf., impv., y yus., probablemente por analogía con los verbos CC, cf.
§29.5.
§29.6317 La vocal larga característica de los verbos CûC/CôC se encuentra en sílaba
originalmente cerrada en las formas Q40 y Qc20. Según §15.221, tales vocales se reducen y
actúan como vocales breves. Preste atención: Q20 ‫יׁשּוב‬, Q40 ‫יׁש ֹּב‬, Qc20 ‫וַ יׁשב‬. Cf.
§29.6324, .6412.
§29.6318 Es fácil confundir las formas del ptcp. (Q50/51) con el perf. (Q10/11), así que el
estudiante debe observar el acento y el contexto.
Q10 šāḇ
‫ׁשב‬

Q50 šâḇ
‫ׁשב‬

Q11 šā́ḇāh
‫ַׁ֣שבה‬

šāḇā́h
‫ׁש ַ֣בה‬mēṯîā́
Q51 h
‫ֵּמתה‬

ṣāḇî
Q55
‫ׁש ִּבים‬mēṯîm ‫ֵּמ ִּתים‬

šâḇêy
‫ׁש ֵּבי‬mēṯê
Q57 y
‫ֵּמ ֵּתי‬

§29.6319 El Q60 lleva la ô larga característica, independiente de cual sea la vocal temática
del perf.
§29.632 Los esquemas básicos para las demás estructuras de los verbos CûC/CôC
incluyen los siguientes:
CCC CvC EJEMPLOS

N10 naCCaCa naCôCa nāḏôš


‫§נדֹוׁש‬29.6321

N10 naC2ôCa nimmôl


‫§נִּ ּמֹול‬29.6322

N20 yanCaCiCu yanCôCu yikkôn


‫יִּכֹון‬R. 4, 11, 18

N50 naCCaCu naCôCu nāḵôn


‫§נכֹון‬29.6323

H10 hiCCîCa hiCîCa hēqîm


‫§ ֵּה ִּקים‬29.6324

H14 hiCCîCtî heCîCôtî hăqîmôṯî


ִּ ‫§ ֲה ִּק‬29.6316
‫ימֹותי‬

H20 yaCCîCu yaCîCu yāqîm


‫§י ִּקים‬29.6323s.
H40 yaCCîC yaCîC > yāqēm
yāCēC
‫§י ֵּקם‬29.6325

H32 haCCîC haCîC > hāqēm


haCēC
‫§ה ֵּקם‬29.6325

H60 haCCîC haCîC > hāqēm


haCēC
‫§ה ֵּקם‬29.6325

H65 haCCîCu haCîCu hāqîm


‫ה ִּקים‬

L10 CôCiCa kônēn


‫§כֹונֵּ ן‬29.6326

L20 yeCôCiCu yeḵônēn


‫יְכֹונֵּ ן‬

L32 CôCiC kônēn


‫כֹונֵּ ן‬

L50 meCôCiCu mešôḇēḇ


‫ׁשֹובב‬
ֵּ ‫ְמ‬

HtL10 hitCôCiCa hitCôCiCa hiṯmôṭeṭāh


ְ ‫§ ִּה ְת‬29.6326
‫מֹוטטה‬

HtL20 yitCôCiCu yiṯkônēn


‫יִּ ְתכֹונֵּ ן‬

tikkônēn
‫ִּּתכֹונֵּ ן‬

R10 *kilkala kilkel


‫§ ִּכ ְל ֵּכל‬29.6327

R20 *yekalkilu yeḵalkēl


‫יְ ַכ ְל ֵּכל‬

R50 *mekalkilu meḵalkēl


‫ְמ ַכ ְל ֵּכל‬

R65 *kalkilu kalkēl


‫ַכ ְל ֵּכל‬

HtR20 *titḥalḥalu tiṯḥalḥal


‫§ ִּּת ְת ַח ְל ַחל‬29.6327
§29.6321 La vocal larga característica de la estructura Q se reemplaza por ô ‫ ֹו‬en la
estructura N; no es muy claro si esto se ha producido a partir de la u temática o no. Esta
vocal está presente en todas las formas del N: N10 ‫נכֹון‬, N20 ‫יִּכֹון‬, N32 ‫ ִּהכֹון‬, N50 ‫נכֹון‬,

N60 ‫נסֹוג‬, N65 ‫טֹוח‬


ַ ‫ ִּה‬.
§29.6322 Los verbos CûC/CôC a veces tienen ‘duplicación aramea’ en la 1a rad. del perf.
N y de la estructura H. Cf. ‫ נִּ ּמֹול‬con ‫נְ ַמ ְלּתם‬, ‫ ִּה ִּסיתּוָך‬con ‫ ֵּה ִּסית‬, ‫ יַ ִּסית‬con ‫וַ יסת‬, ‫ַמ ִּסית‬

con ‫ ֵּמקים‬. Cf. §29.5115.

§29.6323 Nótese que dada la naturaleza monosilábica de las raíces Cv̂C, la vocal
preformativa se da con frecuencia en sílaba abierta y se alargará o se reducirá según su
relación con el acento tónico.
§29.6324 La vocal larga característica de los verbos CûC/CôC es reemplazada en la
estructura H por la î indicativa de esa estructura: H10 ‫ ֵּה ִּקים‬, H20 ‫י ִּקים‬, H50 ‫ ֵּמ ִּקים‬, H65

‫ ֵּה ִּקים‬.
§29.6325 Como las formas del yus., inf. cstr., y algunos imperativos eran originalmente
cerradas (§15.221), la vocal larga de la estructura H se reduce en estas formas y está sujeta
a las reglas de las vocales breves. Nótese: H20 ‫ י ִּקים‬pero H40 ‫י ֵּקם‬, Hc20 ‫וַ יִֽקם‬, H32

‫ ה ֵּקם‬H60 ‫( ה ֵּקם‬pero también encontramos ‫ ה ִּכין‬y ‫)ה ִּקים‬. Cf. §§29.6316, .6412.
§29.6326 Como no existe una radical medial que pueda duplicarse, los verbos Cv̂C no
tienen estructuras D, Dp ni HtD. Normalmente son reemplazados por las estructuras L
(Pôlēl), Lp (Pôlal), y HtL (Hitpôlēl). No obstante, probablemente por formación analógica,
se hallan ciertas estructuras D y HtD en algunas raíces Cv̂C, especialmente en el HEB
tardío, e.g.: D10 ‫ ִּקיֵּ ם‬, Dc24 ‫ו ֲא ַק ֵּימה‬, D32s4 ‫ ַקיְ ֵּמנִּ י‬, D65 ‫ ַקיֵּ ם‬.

§29.6327 En vez de las estructuras L y HtL, encontramos las formas reduplicadas (R y


HtR, §28.7) en algunos verbos Cv̂C.
§29.633 Los CWC y CC se construyen igual en las formas Qc20, Hc20, Hp y L. Por esto
los verbos CWC suelen desarrollar por analogía otras formas que parecen formas de CC2.
Nótese: Q10 ‫ ַבז‬viene de ‫בּוז‬, pero la forma parece ser de ‫ ;בזַ ז‬N10 ‫( נמר‬por ‫)*נמֹור‬

procede de ‫מּור‬, pero parece ser de ‫מ ַרר‬. El estudiante sólo aprenderá estas formaciones
análogas prestando mucha atención a ellas. Cada vez que se encuentre con una forma que
no pueda explicar, debe buscar cada solución posible. De esta manera, logrará un buen
dominio del asunto.
§29.64 Los verbos CYC (‘Ayin Yôḏ), en realidad CîC, se diferencian de los verbos
CWC (CûC/CôC) sólo en las formas del impf. (20), impv. (32) e inf. cstr. (65). Es probable,
por lo tanto, que estos fueran formaciones de tipo yaqtil de los verbos Cv̂C, y deben ser
tratados así.
§29.641 Algunos esquemas básicos de los verbos CîC son:
CCC CîC EJEMPLOS

Q65 CiCiC CîCû śîm


‫§ ִּׂשים‬29.6411

Q20 yaCCiCu yaCîCu yāśîm


‫§י ִּׂשים‬29.6323

Q40 yaCCiC yaCîC > yāśēm


yaCiC
‫§י ֵּׂשם‬29.6412

Q32 CCiC CîC śîm


‫ִּׂשים‬

H20 yaCCîCu yaCîCu yāḇîn


‫§י ִּבין‬29.6413

§29.6411 La forma Q65 de los verbos CîC es la forma léxica, puesto que en esa forma se
conserva la î larga característica. Cf. §29.6311.
§29.6412 En las formas yus. e imperf. conv. de las estructuras Q y H de verbos CîC, se
encuentra la vocal temática (î larga) en una sílaba originalmente cerrada y por lo tanto se
reduce a vocal breve, sujeta a las reglas de las vocales breves. Note: Q20 ‫ י ִּבין‬pero Q40 ‫י ֵּבן‬,

Qc20 ‫וַ יַ֣בן‬, Cf. §§29.6316, .6325.

§29.6413 Las formas de los impf. y yus. de Q y H coinciden dado que la î larga
característica reemplaza a la vocal temática. El estudiante tendrá que depender del contexto
y de las indicaciones léxicas sobre su uso para descubrir la estructura en estos casos.

§29.642 Algunos verbos suelen darse como CûC/CôC y como CîC; nótese ‫ ִּׂשים‬y ‫ׂשּום‬,

‫ ִּלין‬y ‫לּון‬, etc.

§29.7 Los verbos ‘Lamed Hê’ (e.d. los que llevan ‫ ה‬en la 3a radical en su forma
léxica), son de hecho verbos CCW y CCY. (Véase §29.15 para los verdaderos verbos
CCH). La semivocal w o y (§12.51) se ha perdido en las formas en que quedaba al final de
palabra (§13.54). Como sólo existen formas aisladas de los verbos CCW en el AT,
emplearemos CCY para indicar todos los verbos ‫ל״ה‬. Ges. §75.
§29.71 Memorice las siguientes terminaciones CCY:

‫ָה‬ la forma del perf. 3ms (10) en todas las estructuras cuando no lleve sufijos:

Q10 ‫בנ ַה‬, D10 ‫ ִּצּוה‬, N10 ‫נִּ ְבנה‬, H10 ‫ ִּה ְפנה‬, etc.;

‫ָה‬ todas las formas del impf. sin aformativos sufijados (20, 21, 22, 24, 29) y el ptcp.
m.s.a. (50) en todas las estructuras:
Q20 ‫יִּבנה‬
ְ , D21 ‫ ְּת ַכלה‬, N24 ‫ ִּאבנה‬, H50 ‫ ַמ ְראה‬, etc.;
‫ָה‬ las formas del impv. 2ms (32) en todas las estructuras:

Q32 ‫ ְּפנֵּ ה‬, D32 ‫ ַצּוֵּ ה‬, N32 ‫ ֵּהר ֵּאה‬, H32 ‫ ַה ְק ֵּרה‬, etc.;

‫ָ ֹּה‬ todas las formas del inf. abs. Q60, N60 y algunos D60:

Q60 ‫עֹלה‬, N60 ‫ ֵּהראֹּה‬, D60 ‫; ַקּוֹּה‬

‫ֹות‬- todas las formas del inf. cstr. (65) en todas las estructuras:
Q65 ‫ ְבנֹות‬, N65 ‫ ִּהבנֹות‬, D65 ‫ ַצּוֹּת‬, etc.;

‫ּוי‬- Qp50 de los CCY verdaderos:


‫;בנּוי‬
‫ּוו‬- Qp50 de CCW, a menudo ‫ּו‬-
§29.711 En los verbos CCY, las identificaciones normales de las estructuras D, H, y
otras pueden quedar ocultas parcial o completamente. El estudiante deberá comparar
cuidadosamente las formas de CCY con CCC en los paradigmas sinópticos.
§29.712 Ante los aformativos sufijados consonánticos, la 3a radical en el perf. se
transforma en -ay en las estructuras pasivas y en -î en las activas (sugerido un tipo básico
CaCiCa): Q12 ‫ּג ִּ ַ֣לית‬, Dp12 ‫ ֻצּוֵּ ית‬.

§29.7121 Nótese que‫ ִָּי‬se encuentra con regularidad en los perf. Q con aformativos
sufijados consonánticos, pero en las estructuras H, D, N y HtD, existe una alternancia
entre ‫ ִָּי‬y‫ ֵָּי‬en el perf. En el perf. de Hp y Dp, se encuentra‫ ֵָּי‬de forma consecuente.

N14 ‫ַ֣יתי‬
ִּ ‫נִּ גְ ֵּל‬, N19 ‫נִּ גְ ִּ ַ֣לינּו‬, H12 ‫ ִּהגְ ִּ ַ֣לית‬, H14 ‫ַ֣יתי‬
ִּ ‫ ; ִּהגְ ֵּל‬Dp12 ‫ ֻצֵּּוַ֣ית‬, Dp14 ‫ַ֣יתי‬
ִּ ‫ ֻצֵּּו‬.
§29.7122 Ante los aformativos sufijados consonánticos en el impf. (26, 28), el impv (38),
y el yus. (46, 48), la y original se convierte en -ay. Tras monoptongación, da como
resultado la terminación ‫ ָ ַָ֣ינה‬, semejante a los verbos CC’ (§29.2): Q26/28 ‫ ַּת ֲעלַ֣ינה‬.
§29.713 La -y original suele eludirse ante aformativos sufijados vocálicos: Q15 *galayû
> gālû ‫ּגלּו‬. Igualmente, hay elisión del yôḏ ante los sufijos: D10s5 *ṣiwwayām > ṣiwwām

‫ ִּצּום‬.
§29.7131 Note especialmente la forma del perf. 3fs (11). Después de la elisión de la -y
original, se añadió el aformativo sufijado fem. -at directamente a las radicales estables, y
luego (probablemente más tarde) agregaron la terminación -āh, dando como resultado una
forma pleonástica ‫ ָָתה‬: ‫עׂשתה‬. En las formas no pausales, la vocal penúltima se

reduce, ‫ ע ְׂשתה‬Regla 17.

§29.72 Un fenómeno importante en los verbos CCY es el apócope (§13.53) en las


formas de impf. conv. (c20), yus. (40), y en algunas estructuras, incluso en impv. (32).
Puede darse o no la anaptixis (§15.61). Note los siguientes ejemplos:

Q20 *yiglayu > *yiglay > yiḡlêy ‫יִּ גְ לה‬

Q40 *yiglay > yigl > yíḡel ‫יִּ ִַֽ֣גֵּ ל‬

Qc20 *way + yiglay > wayyigl > wayyíḡel ‫וַ יִּ ִֽגל‬

Qc21 *wat + tiklay > wattikl > wattḗḵel ‫ּתכל‬


ַ֣ ֵּ ַ‫ו‬
Qc21 *wat + tibkay > wattibk > wattēḇk ְ‫וַ ֵּּת ְבך‬

Fíjese en que el preformativo i suele hacerse ē ֵָּ tras el tāw.

§29.721 No se da anaptixis en las formas apocopadas que terminan en ‫ב‬, ‫ד‬, ‫כ‬, ‫ת‬, ‫ט‬, o

‫ק‬. Nótese: ְ‫וַ ֵּּת ְבך‬, ‫וַ יַ ְׁש ְק‬, ‫וַ יֵּ ְר ְד‬, ‫וַ יִּ ְׁש ְב‬. Cf. Ges. §28d.

§29.722 Los verbos ‫ היה‬y ‫ חיה‬que son muy comunes están sujetos a las Reglas 9 y 16

tras el apócope: Q20 yihyêh ‫יִּ ְהיה‬, Q40 *yihy > *yihî > yehî ‫יְ ִּהי‬, pausal ‫י ִּהי‬.

§29.723 Las formas apocopadas de los verbos GCY, de tipo yaqtil, son idénticas en
Qc20 y Hc20. En estos casos, sólo el contexto indicará si el verbo es simple o causativo.
Incluso a veces el contexto no ayuda. Nótese: ‫וַ יַ ַחץ‬, ‫וַ ַי ַען‬, ‫וַ ַי ַעׂש‬. Los de tipo yiqtal, sin

embargo, son diferentes: Qc20 ‫וַ ִּיפן‬, Hc20 ‫וַ יפן‬.

§29.8 Verbos doblemente débiles. Existen algunos verbos con dos o aun tres radicales
‘débiles’: NC’, NCY, NWG, ’CY, YC’, CW’, GC2, etc. Cf. Ges. §76. El estudiante tendrá
que prestar mucha atención a estas raíces. Por ejemplo, el verbo ‫ חיַ י‬suele darse como
alternativo de ‫חיה‬, y su desarrollo como verbo CC2, da en Q10 ‫ ַחי‬. Estas formas sólo se
pueden aprender a través de cuidadosa atención y bastante lectura.
§29.81 De vez en cuando, los gramáticos hablan de verbos ‘defectivos’, cf. Ges. §78.
En realidad, estos verbos toman unas estructuras de una raíz, y otras de otra raíz,
combinando a menudo CC2 con CWC, o CWC con CYC.
§29.9 Existen ciertas alteraciones (o tal vez son restauraciones) en la forma verbal a la
que se agregan sufijos (repase §20.21).
§29.91 En el perfecto con sufijo pronominal, hay varios puntos señalados:

§29.911 Debido al sufijo se conserva la -t de 3fs (11): ‫ב ְתהּו‬


ַ֣ ַ ‫ ֲא ֵּה‬.
§29.912 Se conserva la terminación original -tî de 2fs (13), dando una forma idéntica a
1cs (14): ‫יְ ִּל ְד ִּ ַּ֣תנִּ י‬.

§29.913 En el 2mp (17), -tû reemplaza a -tem ante los sufijos. La -u probablemente es
original, cf. ARAB qataltum. ‫יתנּו‬
ַ֣ ֻ ‫ה ֱע ִּל‬.

§29.914 En las formas que terminan en consonante, hay una vocal de unión (a ַָ ):

‫ ֲאכ ַלַ֣נִּ י‬.


§29.92 En las formas del imperfecto que terminan en consonante, hay una vocal de
unión (-ē ֵָּ ): ‫ ִּּתגְ ְמ ֵּלַ֣נִּ י‬.

§29.93 En las formas Q32 y Q65, se añade el sufijo a la forma básica, pero con distintas
reducciones en su esquema vocálico. Fíjese en lo siguiente:

Q32 *kutub > keṯōḇ ‫ְכתֹּב‬

Q32 s1 *kutub + āh > koṯbāh ‫¡( כתבּה‬qāmāṣ ḥăṭûp̄ !)

Q65 *muluk > melōḵ ‫ְמלְך‬

Q65 s0 *muluk + ô > molḵô ‫מ ְלכֹו‬

Q65 *za‘ap̄ + ô > za‘pô ‫זַ ְעּפֹו‬

Q65 s4 *šibir + î > šibrî ‫ִּׁש ְב ִּרי‬

Q65 s7 *’akul + kem > ’ăḵolḵem ‫ ֲאכ ְלכם‬. Cf. Ges. §61.
§29.931 Sin embargo, en los verbos de tipo yiqtal, la penúltima vocal permanece con
alargamiento de cercana-abierta: Q32 ‫ ְׁש ַלח‬, Q32s4 ‫חנִּ י‬
ַ֣ ֵּ ‫ ְׁשל‬.
§29.94 Véase §§23.12s., §23.13s. para el tratamiento de los sufijos añadidos a formas
verbales.

TERCERA PARTE. SINTAXIS

§30. Sintaxis es la unión de palabras para dar un cierto sentido. En gramática, la


sintaxis es el estudio de estas estructuras y modelos. También incluye la síntesis de las
reglas que definen los varios elementos de la sintaxis de cualquier idioma. El hablante
nativo aprende desde su niñez, por un constante esfuerzo y error, cómo debe expresar sus
pensamientos para comunicar un significado y a la vez cómo comprender lo que otro
hablante le dice. El extranjero tiene que analizar muchas oraciones y formular reglas, ya de
la lengua hablada o de la misma lengua escrita, o de gramáticas que contengan estos
análisis. La sintaxis es la parte más importante del estudio de un idioma.
§30.1 Una oración es la comunicación más sencilla de una idea completa (en los
estudios modernos suelen usar el término cláusula). Una oración es una palabra o grupo de
palabras que expresan un pensamiento. ‘¡Corre!’ ‘¡Siéntate!’ ‘El fuego quema’ ‘Juan tiró
una piedra’ ‘Mientras que estaba corriendo, me tropecé y caí’. En términos tradicionales,
una oración consta de un sujeto y un predicado.
§30.11 El sujeto es aquella persona o cosa de la cual decimos algo. Es la persona, el
lugar o la cosa que existe, que actúa o que recibe la acción. Es aquello de lo que la oración
trata. Por esta razón se llama sujeto.
§30.111 El sujeto simple es un nombre propio o cualquier otro sustantivo. ‘Pero negóse
Vasti a presentarse’. ‘Él había criado a Hadasa’. ‘El justo será recompensado’. ‘La natación
es buen ejercicio’.
§30.112 Llamaremos sujeto completo al sujeto simple y las palabras que explican o
definen o completan su sentido. ‘Pero negóse Vasti la reina a presentarse’. ‘El zorro ágil y
marrón saltó …’. ‘El alzar una caja pesada puede causar daño’.
§30.113 Un sujeto compuesto consta de dos o más sujetos que llevan el mismo predicado
y que suelen estar unidos por una conjunción. ‘El hombre y su mujer fueron matados’.
‘Caerá lluvia o nieve esta noche’.
§30.12 El predicado es lo que se dice acerca del sujeto, o lo que es predicado.
§30.121 En el español, el predicado simple es un verbo o frase verbal. ‘Dios es (=
existe)’. ‘Mardoqueo había criado a Hadasa’. En el hebreo se puede hacer un predicado sin
verbo. ṭôḇaṯ mar’êh hî’ ‘de bella apariencia [era] ella’.
§30.122 Llamaremos predicado completo al predicado simple y a la palabra o palabras
que explican o completan el significado. ‘El rey nombró gobernadores para todas las
provincias de su reino’. En el hebreo se puede hacer un predicado completo sin verbo, cf.
F.I. Anderson, The Hebrew Verbless Clause in the pentateuch, 1970.
§30.123 Un predicado compuesto consiste en dos o más predicados referidos a un mismo
sujeto. ‘David se dio prisa y corrió a la línea de batalla’.
§30.1231 Un predicado compuesto puede llevar un sujeto compuesto (§30.113). ‘Y los
albañiles de Salomón y los de Hiram, y los hombres de Gebal, cortaron y prepararon la
madera y la cantería para la casa’.
§30.13 Una oración puede ser enunciativa (que expresa una idea o algo que ha sucedido
o sucederá), interrogativa (que pregunta una cuestión), imperativa (que expresa un
mandato), o exclamativa (que expresa sorpresa, dolor u otros sentimientos como una
exclamación). ‘Abraham creyó a Dios’. ‘¿Dónde está el cordero?’ ‘Volveos ahora de
vuestros malos caminos’. ‘¡Aleluya!’
§30.14 Elipsis es la omisión en el habla, de una palabra o grupo de palabras que serían
necesarias para que la oración o la cláusula fuera gramaticalmente completa. Tal cláusula se
llama elíptica.
§30.141 Si no existe posibilidad de confusión o malentendido, el sujeto puede ser
omitido, como sucede en oraciones imperativas dichas directamente al sujeto o en respuesta
a preguntas. ‘¡Corre!’ (el sujeto es ‘tu’) ‘Gritó, mejor dicho’ (en respuesta a la pregunta
¿cantó ella?).
§30.142 Si no hay ambigüedad, el predicado puede ser omitido. ‘Enrique’, se entiende
perfectamente como la respuesta a la pregunta ‘¿quién te esperó?’.
§30.143 En contestaciones a preguntas específicas, tanto el sujeto como el predicado con
frecuencia quedan omitidos cuando la respuesta es ‘Sí’, ‘No’, ‘Tal vez’, o cosa semejante.
De hecho tales respuestas pueden ser comunicadas en silencio por el encogimiento de
hombros, el asentimiento con la cabeza, o cualquier otro medio. En el estudio de un idioma
escrito no tenemos medios para reconocer tales medios de comunicación.
§30.144 En una lengua flexiva (§04.21), como el hebreo, la flexión del verbo puede
indicar el sujeto. Sería incorrecto tomar esto como elipsis, lô’ biqe šāh dāḇār ‘ella no
preguntó nada’ (‘ella’ está en la forma verbal).
§30.2 La mayoría de los enunciados no son sencillos, de forma que existen otros
elementos en la oración. Algunos califican al sujeto o al predicado, y se les llama
calificativos (o modificadores). Otros se emplean para completar el predicado, y se conocen
como complementos. Algunos están fuera de la relación entre sujeto y predicado, y por esta
razón son elementos independientes.
§30.21 Los modificadores del sujeto pueden ser uno o varios de los siguientes:
• Artículo determinado, ‘la reina’, §36.2
• Pronombre posesivo, ‘su hija’, §36.521
• Pronombre interrogativo, ‘¿cuál libro?’ §36.55
• Pronombre indefinido, ‘cualquier lugar’, §30.3124
• Pronombre demostrativo, ‘este año’, §36.54
• Adjetivo atributivo, ‘caja grande’, §36.1
• Adjetivo verbal, en inglés, ‘speeding car’, §36.7 [en español resulta difícil
trazar un límite entre el adjetivo y el participio]
• Infinitivo adjetival, ‘una noche para recordar’ (memorable), §36.8
• Frase adjetival, ‘los judíos en Susa’, §36.4
• Cláusula adjetival, ‘una palabra que nos habla’, §38.4
• Palabra o frase en aposición, ‘Mardoqueo el judío’, §36.6
§30.211 Algunos de los anteriores se podrían colocar en otras categorías, como la
cláusula relativa (‘que nos habla’ §38.4), o el elemento independiente (‘el judío’, §36.6). Lo
que queremos es describir los elementos de forma funcional. Además, intentaremos
describir los elementos de la sintaxis tal como son en el español, para tener una base sobre
la cual podemos tratar los elementos de sintaxis como se encuentran en el hebreo.
§30.22 Los complementos del verbo pueden ser cualquiera de los siguientes:
• Objeto directo, ‘él pegó a Juan’, §34.1
• Predicado nominal, ‘este es él’, §31.2
• Predicado adjetival, ‘Juan es alto’, §34.5
• Cláusula infinitiva ‘ella quiere cantar’, §34.6
• Acusativo interno, ‘corrió una carrera’ §34.2
• Complemento objetivo, ‘le coronaron rey’, §34.3
• Predicado genitival, ‘el libro era de Juan’, §34.3, .5
• Objeto indirecto, ‘él dio el libro a Juan’ §35.1
• Participio suplementario, ‘vino corriendo’ §34.9
• Cita directa, ‘dijo, ‘¡vete!’ ’, §38.81
• Cita indirecta, ‘dijo que iría’, §38.82
§30.221 Cuando el complemento del verbo es un sustantivo (§30.31), puede ser
calificado por cualquiera de los calificativos citados en §30.21.
§30.222 Recalcamos que esta es una descripción de elementos en español. No se la debe
considerar como una descripción de los elementos en el hebreo. Servirá como base de
análisis y comparación cuando veamos la sintaxis hebrea.
§30.23 Los calificativos de un predicado pueden ser cualquiera de los siguientes:
• Objeto indirecto, ‘él lo dio a él’, §35.11
• Adverbio, ‘corrió ligeramente’, §35.2
• Frase adverbial, ‘cayó por la ventana’, §35.3
• Cláusula adverbial, ‘Ella habló mientras que estaba trabajando’, §35.4
• Nominativo absoluto, ‘habiendo tomado una decisión sobre el asunto, nos
dimos la mano’
• Acusativo adverbial, ‘esperé horas’, §35.5
§30.24 Los calificativos pueden calificar a otros calificativos (§37). Por ejemplo, un
adverbio, con frecuencia califica al adjetivo que califica al nombre propio o a otro
sustantivo. ‘Un edificio muy alto’.
§30.25 Los elementos independientes incluyen interjecciones, vocativos, enunciados
parentéticos y cosas similares. ‘He aquí, tres varones estaban a la puerta de la tienda’.
‘Juan, ¿cómo estás?’ ‘[Él] había criado a Hadasa, es decir, Ester, hija de su tío’.
§30.251 La aposición es la yuxtaposición de una palabra, frase o cláusula a otra sin
partícula conectiva, que usualmente la limita o la define. Es una clase específica de
elemento independiente, pues sin ella la oración sería gramaticalmente completa. A la vez,
es una parte esencial del enunciado, porque sin ella la comunicación estaría incompleta. Un
sustantivo o pronombre que se emplea así es una aposición, y la frase o cláusula se
denomina aposicional: ‘un autobús, el número 6, va al centro comercial’.
§30.2511 En el hebreo, el uso de las palabras, frases y cláusulas sin elemento conectivo es
un fenómeno común. Cf. F.I. Anderson, The Sentence in Biblical Hebrew, 1974, Capítulo
3.
§30.3 Las palabras en una oración tienen funciones bien determinadas en la expresión
del pensamiento. Las clasificamos según su uso en la oración como partes del habla:
sustantivos, pronombres, adjetivos, artículos, verbos, adverbios, preposiciones,
conjunciones e interjecciones.
§30.31 Se denomina sustantivo o nombre sustantivo a aquellas palabras que designan
seres que pueden ser sujetos u objetos de una acción o un estado expresables con un verbo.
De una palabra o un grupo de palabras usadas de esta manera se dice que son empleados
sustantivadamente.
§30.311 Un sustantivo es el nombre de una persona, una cosa o un lugar. Puede actuar
como:
• Sujeto determinado, ‘el frasco goteaba’, §33.1
• Objeto directo, ‘ofendí al niño’, §34.1
• Acusativo interno, ‘navego en el mar’, §31.21
• Predicado nominal, ‘ese era Jaime’, §31.21
• Predicado genitival, ‘el libro era de Juan’, §34.5
• Complemento objetivo, ‘le coronaron rey’, §34.3
• Objeto indirecto, ‘yo lo di a la niña’, §35.11
• Objeto preposicional, ‘tomadlo de lo que me toca’, §36.4
• Acusativo adverbial, ‘caminamos kilómetros’, §35.5
• Objeto de un participio, ‘dejando Roma atrás nos dirigimos hacia el norte’,
§35.41
• Sujeto de un nominativo absoluto, ‘habiendo llegado la mañana, desperté’
• Objeto de un infinitivo, ‘el conocer a Juan es amarle’. Para una posibilidad
específica de las lenguas semíticas, véase §36.3.
§30.312 Un pronombre es una palabra que representa a un sustantivo. Puede designar a
una persona, lugar o cosa (o sus plurales) sin nombrarla. Un pronombre puede usarse en
todas las funciones del sustantivo. Cf. §30.311.
§30.3121 Un pronombre personal indica una persona: ‘yo’, ‘nosotros’, ‘tú’, ‘él’, ‘ella’,
‘ellos’. El pronombre impersonal (neutro) ‘ello’ se usa poco en español, y suele ser
sustituido por el de 3a persona singular masculino o por el pronombre demostrativo neutro.
§30.3122 Un pronombre posesivo es un pronombre flexionado para demostrar posesión.
‘Mi mujer’, ‘su libro’, ‘tu hijo’.
§30.3123 Un pronombre demostrativo es un pronombre que indica o singulariza la(s)
persona(s) o la(s) cosa(s) señalada(s). ‘Este es mi libro’, ‘estas son tus llaves’, ‘esa es su
casa’, ‘aquellos son unos buenos asientos’. El pronombre demostrativo también puede
actuar como adjetivo: ‘esos libros’.
§30.3124 Un pronombre interrogativo es un pronombre que pregunta ‘¿qué?’ ‘¿Quién?’
‘¿Cuál?’ ‘¿Cuándo?’ ‘¿Dónde?’ ‘¿Cuánto?’ y ‘¿Cómo?’ ‘¿Quién es usted?’ ‘¿Qué es eso?’
Algunos se pueden usar como adjetivos. ‘¿Cuál autobús tomamos?’
§30.3125 Un pronombre indefinido es un pronombre que no identifica a quien se refiere.
‘Cualquiera lo puede hacer’ ‘Algunos son visitantes’. También se puede usar un pronombre
indefinido como adjetivo. ‘Algunos hombres nacen libres’.
§30.3126 Un pronombre reflexivo es un pronombre flexionado que se emplea como objeto
de un verbo o de una preposición cuando el objeto designa a la misma persona o cosa que el
sujeto. ‘Me hice daño’ ‘Se engañaron a sí mismos’.
§30.3127 Un pronombre adjetival es una palabra que se puede emplear como adjetivo o
como pronombre, tal como el pronombre demostrativo o el pronombre indefinido.
§30.3128 Un pronombre relativo es un pronombre empleado para relacionar una cláusula
con un sustantivo o con una cláusula sustantivada. ‘La corona que Vasti llevó era de oro’.
‘El se oponía a que una mujer fuese presidenta, lo cual, según su opinión, sería
inconstitucional’.
§30.313 El antecedente de un pronombre es el sustantivo al cual se refiere.
§30.314 En las lenguas flexionadas, un sustantivo puede ser flexionado para indicar
género, número y caso. En el castellano, los sustantivos son flexionados para indicar
número y algunos pronombres llevan indicadores morfológicos de género y caso (cf. ‘él’,
‘ellos’, ‘le’, ‘la’).
§30.3141 Género como categoría gramatical es la indicación morfológica que señala la
pertenencia a una clase designada por los términos masculino, femenino y neutro.
§30.3142 Número como categoría gramatical es la indicación morfológica que señala si la
palabra mencionada se refiere a un solo individuo (singular), a dos (dual), o a más (plural).
El dual se da rara vez en las lenguas que la mayoría de nosotros conocemos. Por lo tanto,
‘plural’ generalmente significa ‘más de uno’. Sing. ‘casa’, ‘yo’, ‘él’; plur. ‘casas’,
‘nosotros’, ‘ellos’.
§30.3143 Caso como categoría gramatical es la indicación morfológica que da la relación
sintáctica de una palabra con otras en una oración. En castellano podemos señalar para
algunas palabras el caso nominativo, el genitivo (posesivo), y el acusativo. Nom. ‘yo’, ‘él’,
‘ellos’; pos. ‘mi’, ‘su’, ‘sus’; acus. ‘me’, ‘le’, ‘les’. En los idiomas flexionados conocidos,
encontramos los siguientes casos: nominativo, genitivo, dativo, acusativo, ablativo,
locativo, instrumental.
§30.3144 Determinación es la indicación morfológica en una palabra para indicar si es
determinada o definida. En el castellano usamos el artículo determinado o indeterminado
(§30.3223), pero en algunos idiomas (cf. el sueco) existe un morfema flexionado que
cumple esta función. El término estado se emplea para describir este tipo de flexión en las
lenguas semíticas.
§30.32 Un adjetivo es una palabra que describe, define o limita a un sustantivo. Un
adjetivo puede funcionar como un sustantivo (§30.311), pero como adjetivo puede ser
adjetivo predicativo (§31.22) o atributivo (§36.1).
§30.321 Un adjetivo predicativo es un adjetivo empleado en el predicado, generalmente
con un verbo copulativo. ‘Ellos están enfermos’. Normalmente el adjetivo predicativo
califica al sujeto, pero en ciertas expresiones puede calificar al objeto. ‘Le hizo enfermo’.
§30.322 Un adjetivo atributivo es un adjetivo que expresa un atributo que define,
describe, particulariza, suple o por otra parte limita al sustantivo o grupo de palabras
sustantivadas con las que está construido.
§30.3221 Un adjetivo descriptivo define a un sustantivo, enunciando la característica que
lo distingue de otros sustantivos con el mismo nombre. ‘Una casa pequeña’. ‘Una caja
metálica’.
§30.3222 Un adjetivo definido define o limita a un sustantivo designando o indicando un
miembro específico de la clase a la cual se refiere. ‘El libro’. ‘Aquel hombre’. ‘Una mujer’.
‘¿Cuál ciudad?’.
§30.3223 El artículo determinado y los pronombres demostrativos son clases específicas
de los adjetivos definidos.
§30.323 Los adjetivos de comparación se emplean para expresar la comparación o el
grado relativo de un atributo. Tales adjetivos pueden estar en grado positivo (‘grande’), en
grado comparativo (‘mayor’), o en grado superlativo (‘máximo’). En castellano, la mayoría
de los adjetivos carece de grado comparativo o superlativo propios y lo expresan mediante
la adición del adverbio ‘más’ o ‘el más’ o la desinencia ‘ísimo’.
§30.324 Un grupo de palabras puede servir como frase adjetival o cláusula adjetival.
§30.33 Un verbo es una palabra que puede afirmar algo (usualmente una acción) acerca
de una persona, lugar, o una cosa. Dado que unos verbos expresan estado o condición, no es
correcto designar al verbo como ‘una palabra de acción’. ‘Él corre’ ‘Está allí’. ‘Ellos
fueron atropellados por el coche’. ‘¡Espere!’
§30.331 Una frase verbal es un grupo de palabras empleadas como verbo, que consta,
por lo general, de un verbo y sus auxiliares. En las lenguas flexionadas, la forma verbal
suele consistir en una sola palabra que en el castellano, por ejemplo, requiere con
frecuencia una frase verbal al traducirlo. ‘Te será dado’.
§30.332 Los verbos se pueden flexionar o calificar para indicar todas o cualquiera de las
categorias que siguen: tiempo, voz, modo, persona, número.
§30.3321 Forma finita del verbo es la que se puede flexionar para señalar tiempo, voz,
modo, persona y número del sujeto, o cualquier comparación de estos elementos.
§30.3322 Forma no finita del verbo es la que no admite flexión. En el hebreo esta
categoría incluye el adjetivo verbal (participio) y los dos sustantivos verbales (el infinitivo
absoluto y el infinitivo constructo).
§30.333 El tiempo es una categoría gramatical de la flexión verbal que significa el
tiempo y la duración. En lenguas flexionadas, como el castellano o el francés, el tiempo
generalmente se designa por la morfología verbal: ‘yo soy’, ‘yo seré’, ‘yo era’.
§30.3331 Generalmente catalogamos los tiempos como pasado, presente y futuro. ‘El
corrió’ ‘Yo digo’ ‘Ellos caerán’. También tenemos tiempos compuestos como ‘ya he
votado’. ‘Habrán estado fuera tres semanas’.
§30.3332 En las lenguas semíticas, el verbo se flexiona para indicar aspecto o tipo de
acción (Aktionsart), en vez de tiempo. La predicación verbal es completa o incompleta.
§30.334 Voz es una categoría gramatical que indica la relación de la predicación verbal
con el sujeto.
§30.3341 En la voz activa, el sujeto es el agente, el que actúa, y la acción o la predicación
verbal se dirige a otro objeto (persona, lugar o cosa). ‘El coche atropelló a José’. Los
verbos estativos se deben considerar activos: ‘El parque está al lado del centro comercial’.
§30.3342 En la voz pasiva, el sujeto recibe la acción o predicación expresada por el verbo.
‘José fue atropellado por el coche’. La pasiva se puede transformar en activa, invirtiendo el
sujeto y el modificante verbal: ‘El coche atropelló a José’.
§30.3343 En la voz reflexiva, el sujeto es tanto el agente como el que de alguna manera
recibe la predicación del verbo. ‘Me corté’. ‫‘ וְ ִּהתּגַ ִּד ְל ִּ ַּ֣תי‬Y me manifestaré grande’ (Ez.
38:23). lā́mmā tiṯrā’û ‘¿Por qué os estáis mirando?’ (Gn. 42:1).
§30.335 Modo es la categoría gramatical que expresa la relación del verbo con la
realidad, la actitud del hablante ante lo que dice, tal como certeza, incertidumbre, mandato,
deseo, etc.
§30.3351 El modo indicativo (indic.) es el modo verbal empleado para enunciados
ordinarios, sean declarativos o interrogativos. ‘Esto es traición’. ‘¿Dónde estás?’.
§30.3352 Se emplea el modo subjuntivo (sbjtv.) para expresar enunciados dudosos,
hipotéticos, o subordinados, sean declarativos o interrogativos. ‘Si esto fuera traición’. ‘Si
yo fuese tú’.
§30.3353 El modo imperativo (impv.) se emplea para mandatos. ‘Lleva esto y vete’. A
veces se usa una forma modificada para encargos: ‘Por favor, lleve una carta’. El impv.
verdadero se limita a la 2a pers. sg. o pl.
§30.3354 El modo cohortativo (cohort.), que con frecuencia queda englobado por el sbjtv.
o el impv., es un modo que expresa exhortación, ánimo, ruego, etc. ‘Pasemos, pues, hasta
Belén’. El cohortativo verdadero se limita a la la persona pl.
§30.3355 El modo yusivo (yus.) se emplea para expresar una sugerencia o un mandato
moderado. Suele quedar englobado por el sbjtv. ‘Si parece bien al rey, salga un decreto
real’. El yusivo verdadero se limita sólo a la 3a pers. sg. o pl. En algunos sistemas verbales,
no obstante, se encuentra un ‘yusivo’ para las tres personas sg. y pl.
§30.3356 El modo optativo (opt.) expresa un deseo o una intención. Con frecuencia queda
englobado por sbjtv., y a veces por el impv., cohort. o yus. ‘¡si estuviese aquí!’
§30.3357 El modo precativo (prec.) expresa ruego o súplica. Queda a menudo englobado
por el sbjtv. u opt. ‘¡Que nadie profane esta tumba!’ El precativo verdadero se limita a la 3a
persona sg. o pl.
§30.336 Un verbo se puede flexionar para indicar la persona del sujeto.
§30.3361 La primera persona es la que habla. ‘Yo lo hice’. ‘Nosotros planeamos salir
temprano’. Πιστεύω ‘yo creo’, ‫מ ְענּו‬
ַ֣ ַ ‫‘ ׁש‬nosotros oímos’.
§30.3362 La segunda persona es la persona (o personas) a quien(es) se dirige. ‘Tú eres
nuestro padre’. ‘Vosotros sois mis hermanos’. ‘Tú no puedes ir’, Πιστεύεις ‘tú crees’.
‫[‘ ְׁש ַמ ְעּתם‬vosotros] oísteis’.
§30.3363 La tercera persona es la persona ‘o personas’ o cosa(s) sobre las que se habla.
‘Él creció de repente’. ‘Ella es muy hermosa’. ‘Aquello es demasiado grande’. ‘Ellos han
acabado con todo’, Πιστεύει ‘[el/ella] cree’. ‫[‘ ׁש ְמעּו‬ellos] oyeron’.

§30.337 Con frecuencia el género del sujeto se expresa por la forma verbal, cf. §30.3141.
§30.338 El verbo se puede flexionar para indicar el número del sujeto. Puede ser singular
(‘él corre’) o plural (‘ellos corren’).
§30.339 Hay varios términos de mayor o menor uso común para designar otras
características del verbo.
§30.3391 Un verbo transitivo es un verbo que expresa una acción que se extiende más allá
del sujeto. Puede tener un objeto directo, y puede ser puesto en voz pasiva.
§30.3392 Un verbo intransitivo es un verbo que indica una acción completa u otra
predicación que no requiere un objeto directo. ‘El perro reposa en su cama’. Normalmente
un verbo intransitivo no se puede poner en voz pasiva.
§30.3393 Un verbo estativo es un verbo que expresa el estado o la condición. No lleva
obj. dir. ‘El árbol está en el jardín’.
§30.3394 Un verbo factitivo es un verbo que lleva tanto un obj. dir. como un obj.
complementario que indica el resultado. Suele ser un verbo que expresa el concepto de
hacer. ‘Le hicieron rey’.
§30.3395 Para evitar la confusión causada por los términos activo (= no estativo) y activo
(= no pasivo), algunos gramáticos emplean el término fiente para el primero (activo, no
estativo).
§30.34 Un adverbio es una palabra que modifica al verbo, a un adjetivo o a otro
adverbio. La mayoría de los adverbios responde a una de estas preguntas: ‘¿cómo?’
‘¿cuándo?’ ‘¿dónde?’ o ‘¿en qué medida?’. Nótese estos ejemplos. ‘Crecen altos’. ‘Estuvo
aquí ayer’. ‘Es muy lejos’.
§30.341 Un grupo de palabras puede funcionar como una frase adverbial o como una
cláusula adverbial.
§30.342 Los adverbios de comparación son similares a los adjetivos de comparación (cf.
§30.323). Nótense los siguientes grados: positivo ‘tiró la pelota lejos’; comparativo ‘Susana
conduce mejor que Elena’; superlativo ‘Esteban llevó la pelota lo más lejos’.
§30.35 Una preposición es una palabra colocada ante un sustantivo (§30.31) para
señalar su relación con alguna otra palabra en la oración o la cláusula. El sustantivo es el
objeto de la preposición, y ésta rige a su objeto. ‘Lo recibí de ella’. ‘Lo dí a Federico’.
§30.351 Con frecuencia el objeto de una preposición aparece en algún caso gramatical.
En castellano sucede así con los pronombres personales. ‘Vino a mí’. ‘Cantó conmigo’. En
las lenguas semíticas, donde se han conservado las terminaciones de caso, el objeto de una
preposición suele estar en el caso genitivo. (En el AC, algunos pronombres también
distinguen el caso dativo).
§30.352 Una preposición se puede usar ante otras partes del habla distintas de los
sustantivos o pronombres (como son los infinitivos, los participios, los adjetivos, etc.). En
tales casos, debemos pensar que el objeto de la preposición está funcionando como
sustantivo (§30.311).
§30.353 Una preposición a veces rige más de un objeto. ‘Fuimos a Londres y París’. En
el hebreo, la preposición generalmente se repite.
§30.354 La frase preposicional (e.d. la preposición y la palabra o palabras regidas por
ella) puede funcionar como frase adverbial (§30.341) o como frase adjetival (§30.323). ‘He
hallado gracia ante sus ojos’ (la frase modifica al verbo). ‘El hombre de Marte tenía tres
ojos’ (la frase modifica al sustantivo).
§30.36 Una conjunción es una palabra que sirve para unir palabras o grupos de
palabras. No lleva un objeto gramatical como la preposición y la unión es mucho menos
definida que la indicada por una preposición. ‘Ester se levantó y se puso en pie’. ‘Toma los
vestidos y el caballo’. ‘¿Té o café?’. ‘Ví donde estaba’. ‘Si vas, iré’.
§30.361 Conjunciones coordinativas son las que unen palabras o enunciados que son de
igual calidad o coordinadas. Pueden ser copulativas (‘y’) o adversativas (‘pero’ o ‘más’).
‘Toma los vestidos y el caballo’. ‘Mi esposa fue, pero yo quedé en casa’.
§30.362 Las conjunciones subordinativas introducen las cláusulas subordinadas
(dependientes), e.d. las cláusulas que son dependientes de la cláusula principal, y son
primordialmente cláusulas temporales, locales, causales, finales, o consecutivas.
§30.3621 Una cláusula temporal (§38.51) modifica la predicación principal diciendo
cuándo sucedió. ‘Cuando vinieron las doncellas de Ester y se lo dijeron, la reina tuvo gran
dolor’.
§30.3622 Una cláusula local (§38.52) dice dónde sucedió. ‘Y la llevó a la casa donde
vivían las mujeres’.
§30.3623 Una cláusula causal (§38.53) dice por qué (como resultado de qué causa)
sucedió lo predicado. ‘Te lo conté porque pensé que debías saberlo’.
§30.3624 Una cláusula final (§38.54) indica para qué sucedió (con qué propósito o con
qué objetivo). ‘Me lo dio para que lo leyese’.
§30.3625 Una cláusula consecutiva (§38.55) expresa el resultado de la predicación
principal. ‘Le enseñé bien de modo que pudiera mantener el puesto’. A veces la línea entre
la consecutiva y la final es muy sutil.
§30.363 Las conjunciones correlativas se usan generalmente por pares para unir dos
enunciados que de otra manera serían independientes (o este … o, no sólo … sino también,
etc.).
§30.3631 En enunciados correlativos se suele hallar elipsis (§30.14). ‘O lo tomas o me
enfado’ (= ‘Lo tomas y estaré contento, o lo rechazas y me enfadaré’). ‘Cualquiera’ (=
cualquiera de las dos alternativas dadas en el contexto).
§30.364 Asíndeton es la yuxtaposición de cláusulas sin conjunción. ‘Vine, vi, vencí’.
§30.37 Una interjección es un grito u otro sonido exclamatorio que expresa alguna
emoción o sentimiento. Estrictamente hablando, no tiene conexión gramatical con palabra o
grupo de palabras entre las que se encuentra; de ahí deriva su nombre. ‘Bueno, supongo que
puedo hacerlo’. ‘¡Ay! Ella vio que no llegaba’. Muchas de las interjecciones comunes no se
usan en lengua literaria, y algunas no se pueden ni si quiera escribir.
§30.38 Los infinitivos y los participios son singulares en su posibilidad de funcionar
con doble capacidad en una oración, en contraste con otras palabras que son empleadas
como una parte concreta del habla en cualquier oración. Por este motivo es muy importante
que aprendamos a reconocer el uso doble de estas partes del habla. En castellano usamos el
término ‘gerundio’ para un sustantivo verbal y ‘gerundivo’ para un adjetivo verbal. En
hebreo, los participios, y en especial los infinitivos, no tienen las mismas equivalencias que
en castellano.
§30.381 Un infinitivo es una forma verbal que funciona como verbo y como sustantivo.
Como verbo, puede llevar a cabo muchas de las funciones del verbo, en la cláusula
principal (§30.4221) o en una subordinada (§30.43). Como sustantivo, funciona como tal
(§30.311).
§30.3811 Un infinitivo se puede emplear:
• como complemento verbal, §32.222
• en una cláusula nominal, §33.5
• en una cláusula adverbial, §35.42, §38.5 ss.
• como aposición, §36.63
• como calificativo de un sustantivo, §36.8
• como calificativo de otro calificativo, §37.43
• en una cláusula sustantival, §38.312
• en una cláusula adjetival, §38.44
• en una cláusula adverbial, §38.5 ss.
§30.3812 En el hebreo tenemos que distinguir además entre el infinitivo absoluto y el
infinitivo constructo (§32.38s.).
§30.382 El participio es una forma que es verbo y adjetivo, y que igual que el infinitivo,
puede funcionar con una doble capacidad en la oración. Puede funcionar como verbo (‘El
rey vio a la reina Ester andando en el patio’) y como adjetivo (§30.32 ss.). En el ejemplo
dado anteriormente, ‘andando’ describe a ‘Ester’. El participio se puede emplear como
sustantivo (§§30.31, .311). Se puede usar también como adverbio (‘Alzando la mano,
empezó a hablar’). Con frecuencia en castellano, se emplea el participio para formar verbos
compuestos: ‘Estuve esperando horas’.
§30.3821 El participio se emplea:
• como sujeto de una oración nominal, §31.133
• como sustantivo en el predicado de una oración nominal, §31.24
• como sustantivo que define el sujeto en un verbo, §33.4
• en una frase adverbial para modificar el verbo, §35.41
• como sustantivo en constructo, §36.8
• como aposición, §36.64
• como calificativo de un sustantivo, §37.41
• como calificativo de otro calificativo, §37.4
• en una cláusula adjetival, §38.421
§30.39 Una palabra se puede usar de distintas maneras: puede ser sustantivo en una
oración y verbo en otra, verbo en una oración o interjección en otra, etc. ‘Tiene que tener
enchufe’. ‘¡Enchufe la lámpara!’. ‘Vaya con él’. ‘¡Vaya! ¡Lo he perdido!’.
§30.391 Por lo anterior, algunos eruditos se oponen a la idea de ‘las partes del habla’. Sin
embargo, en cualquier cláusula concreta cada palabra tiene su uso particular y se puede
definir como una parte específica de esa cláusula.
§30.392 En las lenguas semíticas, donde existen muchas palabras de uso múltiple,
algunos gramáticos sólo distinguen entre el verbo, el sustantivo y la partícula. En mi
opinión, creo que el estudiante aprende una lengua extranjera mejor si retiene algunas de
las categorías conocidas de su propia lengua mientras intenta dominar la idiosincrasia de la
nueva lengua.
§30.4 Un grupo de palabras unidas puede funcionar como una parte del habla. Si el
grupo no lleva un sujeto y un predicado, lo llamamos frase. Si lleva un sujeto y un
predicado o una palabra que supone o reemplaza a un predicado, lo llamamos cláusula.
§30.41 Una frase puede funcionar como sustantivo, adjetivo, adverbio, o verbo. En
algunos casos una frase también puede funcionar como cualquiera de las otras partes del
habla.
§30.411 Una frase que se emplea como un sustantivo se llama frase nominal; una frase
usada como verbo es una frase verbal. Una frase empleada como sustantivo es una frase
adjetival, y una frase usada como adverbio es una frase adverbial. A la frase verbal se la
denomina a veces perifrástica, y el uso de una frase perifrástica es perífrasis.
§30.4111 El uso del verbo ‘estar’ más un participio (‘estuve hablando’), aunque es muy
común en el castellano, sólo lo encontramos en el AT en el hebreo tardío. En hebreo
moderno es más común, especialmente cuando el verbo está en perfecto (pasado) con el
sentido de pasado continuo.
§30.412 Muchas frases adjetivales y adverbiales consisten en una preposición y su objeto
con o sin otras palabras.
§30.413 Una frase aposicional es una frase que está en aposición a un sustantivo o a otra
frase sustantival. ‘Jeremías, un hombre de profunda emoción, nunca se casó’.
§30.42 Una cláusula es un grupo de palabras que forman una parte de una oración y
que llevan un sujeto y un predicado (cf. 30.4). En algunas gramáticas modernas, se usa el
término ‘cláusula’ donde en esta gramática se emplea ‘oración’.
§30.421 Una oración compuesta consta de dos o más cláusulas, cada una de las cuales
puede existir independiente como una oración simple. Estas cláusulas se llaman
‘coordinadas’ (cf. §30.361). ‘El se va, y yo me quedo en casa’.
§30.422 Una oración compleja consta de dos o más cláusulas, una o más de las cuales no
puede existir aparte, y por lo menos una de las cuales puede existir independiente de las
otras.
§30.4221 La cláusula que puede existir sola es la cláusula principal (o la cláusula
independiente). ‘Si él se va, yo iré con él’.
§30.4222 La cláusula que no puede existir en sí, es la cláusula dependiente o
subordinada. ‘Si él se va, yo iré con él’.
§30.423 Una cláusula que se usa en aposición a un sustantivo o a una cláusula
sustantival, se denomina cláusula aposicional. ‘Jeremías, quien instaba sumisión a
Babilonia, fue llevado a Egipto’.
§30.43 Una cláusula subordinada, al igual que una frase, puede usarse como parte del
habla. Si se emplea como sustantivo, es una cláusula nominal o sustantival. Si califica a un
sustantivo, es una cláusula adjetival. Si sirve como adverbio, es una cláusula adverbial.
§30.431 Generalmente las cláusulas subordinadas se introducen por medio de palabras
subordinativas. Se emplea pronombres relativos para las cláusulas adjetivales (‘quien’, ‘a
quien’, ‘cuyo’, ‘de quien’, ‘cual’, etc.). Se usan conjunciones adverbiales (§30.362) o
adverbios relativos (‘para que’, ‘donde’, ‘mientras que’, ‘por’, etc.) para las cláusulas
adverbiales.
§30.44 Es posible construir una oración con un número ilimitado de cláusulas
dependientes e independientes (‘tal como la tía Margarita habla por teléfono’ ¡Todo una
sola oración!). Lo único que puede limitar la complejidad de la oración construida por el
hablante o escritor es la capacidad o incapacidad del oyente o del lector para comprender la
oración entera.
§30.5 El estudio de la sintaxis suele comenzar por los elementos básicos de la oración.
Se analiza cada parte del habla según su uso. Desde mi punto de vista, esto produce un
conocimiento de las distintas partes, pero a la vez una pérdida del sentido completo. En este
manual, propongo considerar el verbo de la predicación (o la predicación sin verbo, en las
oraciones sin verbo) como central, y después se estudiarán las otras partes de la oración en
su relación con la predicación principal.
§30.6 En mi Handbook of New Testament Greek (1973), usé una porción numerada
§30.6 ss. para presentar diagramas de las oraciones. Aunque creo que esta es una manera
excelente para ver la estructura de una oración, y a la vez ver el sentido del texto, no he
encontrado manera de analizar las oraciones hebreas. Por su puesto que se podría hacer un
diagrama de la traducción castellana, pero esto no nos ayudaría a ver la estructura hebrea.
¿Cómo, por ejemplo, podríamos diagnosticar la cláusula lāmā ‘āzaḇtā́ni? ‘¿Por qué me has
desamparado?’ ¿Cómo podríamos incluirla en el diagrama genérico de las oraciones? El
estudiante que quiera hacerlo con la traducción castellana puede consultar mi Handbook of
New Testament Greek.
§31. La predicación sin verbo. En las lenguas semíticas, una predicación que expresa
una condición constante suele formarse mediante la yuxtaposición del sujeto y un predicado
sin verbo. Para traducirlo al castellano, tenemos que agregar una cópula.
§31.01 Los gramáticos árabes consideran cualquier cláusula que comienza con un
sustantivo, una oración nominal. Como el sujeto forma parte de la morfología verbal, una
oración como ‘Maḥmud quiere a Maryam’ se analiza como sujeto (Maḥmud) y predicado
(él quiere a Maryam). En la sintaxis hebrea, a veces encontramos oraciones en las que el
predicado lleva un verbo, pero cuya estructura parece indicar una oración nominal o sin
verbo.
§31.1 El sujeto de una cláusula sin verbo (nominal) puede ser un sustantivo o
cualquier palabra o grupo de palabras que sirven como sustantivo (§30.4).

§31.11 El sujeto puede ser un sustantivo. ‫ַמ ְראה‬ ‫ּת ַאר וְ טו̇ ַבת‬
ֹּ ַ֣ ‫יְפת־‬
ַ ‫‘ וְ ַה ַנ ֲערה‬La
joven [era] de hermosa figura y de buen parecer’ (Est. 2:7).
§31.111 Puede ser un sujeto compuesto (§30.113). ûḵeḏay bizzāyôn wāqā́ṣep̄ ‘[habrá]
mucho menosprecio y enojo (= del menosprecio y enojo habrá bastante)’ (Est. 1:18).
§31.112 La repetición del sustantivo da al sujeto una fuerza distributiva, ûḇeḵolmeḏînāh
ûmeḏînāh ‘y en cada provincia’ (Est. 4:3).
§31.12 El sujeto puede ser cualquier clase de pronombre.

§31.121 El sujeto puede ser un pronombre personal. ‫יהוה‬ ‫‘ ֲאנִּ י‬Yo [soy] YHWH’ (Ex.
6:2). hî’ ’estēr ‘Ella [es] Ester’ (Est. 2:7).

§31.122 El sujeto puede ser un pronombre demostrativo. ‫¿‘ ַמה־זה‬Qué [es] esto?’

§31.123 El sujeto puede ser un pronombre relativo. ‫ַלּמלְך‬ ‫‘ אׁשר‬que [pertenecía] al


rey’ (Est. 1:9).
§31.124 El sujeto puede ser un pronombre interrogativo. mā h - lla‘ăśōṯ bammalkāh ‘qué
[se había de] hacer con la reina’ (Est. 1:15).

§31.125 El sujeto puede ser un pronombre indefinido. ‫ְדב ִּרים‬ ‫י־ב ַעל‬
ַ ‫‘ ִּמ‬cualquiera que
[sea] dueño de asuntos/palabras (= que tenga queja)’ (Ex. 24:14).
§31.13 El sujeto de una oración nominal puede ser una frase sustantival (nominal)
(§30.411).
§31.131 La frase nominal puede componerse de dos o más sustantivos en anexión (cstr.).
‫ב־הּמלְך‬
ַ ‫‘ ְכטו̇ ב ֵּל‬cuando [estaba] alegre el corazón del rey’ (Est. 1:10).

§31.132 La frase nominal puede ser un sustantivo calificado por un adjetivo. ‫ֵּאבל ּגדו̇ ל‬
‫הּודים‬
ִּ ְ‫‘ ַלי‬un gran luto [cayó sobre] los judíos’ (Est. 4:3).

§31.133 La frase nominal puede ser una frase preposicional. ‫ּמנּו‬


ַ֣ ‫ִּמ‬ ‫ּולנגִּ יד‬
ְ ‘y como
príncipe [era uno] procedente de él (= de sus descendientes, llegó uno a ser príncipe)’ (1 Cr.
5:2).
§31.14 El sujeto de una oración nominal puede ser una cláusula sustantival (un
infinitivo más cualquier palabra relacionada con él).

§31.141 La cláusula sustantival suele formarse con un infinitivo constructo. ‫לֹּא טו̇ ב‬
̇‫‘ ֱהיו̇ ת האדם ְל ַבדו‬no [es] bueno que el hombre esté solo’ (Gn. 2:18).
§31.142 Rara vez se encuentra el uso del infinitivo absoluto en esta clase de oración
‫‘ אכֹּל ְד ַבׁש ַה ְרבו̇ ת לֹּא־טו̇ ב‬comer mucha miel no [es] bueno’ (Pr. 25:27).
§31.2 El predicado de una oración nominal puede ser un sustantivo, un adjetivo o
cualquier palabra o grupo de palabras que funcione como tal.

§31.21 El predicado puede ser un sustantivo. ‘El altar [era] de madera’ ‫ֵּעץ‬ ‫ַה ִּּמזְ ֵּב ַה‬
(Ez. 41:22). ‫מו̇ ַד ְעּתנּו‬ ‫¿‘ ֲהלֹּא ב ַֹּאז‬No [es] Booz nuestro pariente?’ (Rt. 3:2).
§31.211 El predicado puede ser un sustantivo compuesto: we’anšê seḏōm rā‘îm
weḥaṭṭā’îm ‘mas los hombres de Sodoma [eran] malos y pecadores’ (Gn. 13:13).
§31.22 El predicado puede ser un pronombre.

§31.221 El predicado puede ser un pronombre personal. ‫‘ אנ ִֹּּכי‬Yo [soy] él’ (Is. 43:25).

§31.222 El predicado puede ser un pronombre, objeto de una preposición. ‫ּפה־להם‬


‘Una boca [es] a ellos (= tienen boca)’ (Sal. 115:5); lî hakkésep̄ ‘a mí (mía) es la plata’
(Hag. 2:8); welô štê nāšîm ‘y a él (= tenía él) dos mujeres’ (1 S. 1:2).

§31.223 El predicado puede ser un pronombre indefinido: ‫ַלְך‬ ‫ה־ש ֵּאל ֵּתְך … וְ ִּתנתן‬
ְ ‫ַמ‬
‘Cualquiera que [sea] tu petición … te será otorgada’ (Est. 7:2).

§31.224 El predicado puede ser un pronombre interrogativo. ‫י־א ִּבימלְך‬


ֲ ‫¿‘ ִּמ‬Quién [es]
Abimelec?’ (Jue. 9:28).

§31.23 El predicado puede ser un adjetivo. ‫טו̇ ב‬ ‫‘ ּוזֲ ַהב הארץ ַה ִּהוא‬Y el oro de
aquella tierra [es] bueno’ (Gn. 2:12).
§31.231 El predicado puede ser una frase adjetival, mēhem ‘al-kelê hā‘āḇōḏāh ‘[Algunos]
de éstos [tenían] a su cargo utensilios para el ministerio’ (1 Cr. 9:28).
§31.232 El predicado puede ser un adjetivo de número: šnêm ‘āśār ‘ăḇāḏéyḵā ‘[nosotros]
doce [somos] tus siervos’ (Gn. 42:13).
§31.233 El adjetivo predicado concuerda en género y en número con el sustantivo al cual
se refiere, pero sin el artículo determinado (cf. ejemplos en §31.23 más arriba).

§31.24 El predicado puede ser un participio (cf. §30.382). ‫ֵּמ ֵּעדן‬ ‫‘ וְ נהר י ֵֹּּצא‬Y un río
[estaba] saliendo (= salía) de Edén’ (Gn. 2:10).
§31.25 El predicado puede ser un adverbio. Como la cláusula nominal yuxtapone un
sujeto y un predicado, es posible que el sentido adverbial provenga de la traducción al
castellano. ûp̄enêhem ’aḥōrannîṯ ‘Y sus rostros [estaban] hacia atrás (= vueltos)’ (Gn.
9:23); šām habbeḏṓaḥ ‘allí [hay] el bedelio’ (Gn. 2:12); ̇‫‘ ְלעו̇ לם ַח ְסדו‬para siempre [es]
su misericordia’ (Sal. 136:1). ’ê héḇel ‘¿Dónde [está] Abel?’ (Gn. 4:9). ‘ṓšer beḇêṯô
y
‘Riqueza [hay] en su casa’ (Sal. 112:3). ‫בֹּאָך‬ ‫[¿‘ ֲהׁשלו̇ ם‬Es] de paz tu venida?’ (1 R.
2:13).

§31.251 El predicado puede ser una frase adverbial. ‫בֹּאָך‬ ‫‘ ֲהׁשלו̇ ם‬Que [estaba] delante
de la puerta del rey’ (Est. 4:6).
§31.26 El predicado puede ser una frase nominal: melō’ kol-hā’ā́reṣ keḇōḏô ‘la plenitud
de toda la tierra [es] su gloria’ (Is. 6:3).

§31.27 El predicado puede ser una cláusula nominal. ‫יתי‬


ִּ ‫ת־ב ִּר‬
ְ ‫ו ֲאנִּ י ִּהנְ נִּ י ֵּמ ִּקים א‬
‫‘ ִּא ְּתכם‬Yo, he aquí que yo establezco mi pacto con vosotros’ (Gn. 9:9).
§31.3 En algunas oraciones nominales, se emplea una cópula para unir el sujeto al
predicado. La cópula puede ser: 1) el pron. 3a pers., 2) una forma del verbo ‫ היה‬o 3)

cualquiera de las partículas ‫ יֵּ ׁש‬o ‫ ֵּאין‬.

§31.31 El pronombre puede ser una cópula sencilla. ’aḥaṯ hî’ yônāṯî ‘Una ella [= es]
paloma mía’ (Cnt. 6:9). ‫ַהקה ִּתי‬ ‫‘ ֵּא ֵּלה ֵּהם ִּמ ְׁש ְּפחֹּת‬Estas ellas [= son] las familias
coatitas’ (Núm. 3:27).
§31.311 También puede servir como cópula el pronombre demostrativo y a veces como
pronombre y como cópula. ‫ַהּמ ֵֹּּלְך‬ ‫‘ הּוא ֲא ַח ְׁשוֵּ ר ֹּׁש‬Aquel [era el] Asuero que reinó’ (Est.
1:1).
§31.32 El pronombre puede recalcar el sujeto. weyôsēp̄ hû’ haššallîṭ ‘alhā’ ā́reṣ ‘José,
él [= era] el gobernador de la tierra’ (Gn. 42:6). ‫ֹלהים‬
ִּ ‫ה ֱא‬ ‫‘ ַאּתה הּוא‬Tú [eres] él, el Dios
[verdadero] (= eres tú quien es Dios)’ (1 R. 18:37).
§31.321 Con frecuencia el pronombre no es una cópula auténtica, sino más bien el sujeto
de una cláusula nominal que está en aposición a otra palabra o grupo de palabras. Además
de los dos ejemplos dados anteriormente, nótense estos: ‫ִּהיא‬ ‫ֹלהים‬
ִּ ‫‘ זֹּאת ַמ ַּתת ֱא‬eso el
don de Dios [es] ello” (Ec. 5:18). w šéḇa‘ haššibbŏlîm haṭṭôḇôṯ šéḇa‘ šānîm hḗnnāh ‘Y las
e

siete espigas buenas siete años [son] ellas’ (Gn. 41:26).

§31.33 La partícula ‫‘ יֵּ ׁש‬hay’ (= existencia) se emplea como cópula. ‫א ֵּכן יֵּ ׁש יהוה‬
‫‘ ַבּמקו̇ ם ַהזה‬Verdaderamente la existencia de YHWH (= Yahveh estaba) en este lugar’
(Gn. 28:16).

§31.331 Igualmente se emplea la partícula ‫‘ ֵּאין‬no existencia de’, ‘no hay’ es usada
como una cópula, kî ’ēn lāh ’āḇ wa’ēm ‘Porque no existencia a ella de padre ni madre (=
ella no tenía)’ (Est. 2:7). ‫ַבבו̇ ר‬ ‫‘ ֵּאין יו̇ ֵּסף‬No existencia de José (= José no estaba) en la
cisterna’ (Gn. 37:29). w ’ânēḵ ‘aḏ-‘ôlām ‘Y no existencia de ti para siempre (= no existirás
e

ya más)’ (Ez. 27:36).

§31.34 Con frecuencia se emplean formas de ‫ היה‬como cópula en una cláusula

nominal, especialmente para especificar el tiempo. wehā’ā́reṣ ‫ היְ תה‬ṯṓhû wāḇṓhû ‘y la


tierra estaba vacía y vacante’ (Gn. 1:2). No está muy clara la distinción entre una cláusula
sin verbo y una cláusula verbal en este tipo de oraciones. Ges. §141g.
§31.4 En la oración nominal es muy significativo el orden de las palabras. Ya que el
sujeto suele ser el elemento principal, el orden normal es suj.-pred. Si el énfasis cae sobre
el predicado, éste va primero. Joüon §154f-j. (C. Albrecht, ‘Die Wortstellung im
hebräischen Nominalsätze’, ZAW 7:218ss.; 8:249ss.).
§31.41 El pronombre interrogativo va primero, y la contestación sigue idéntico orden,
pred.-suj. ‫ַאּתם‬ ‫¿‘ ֵּמ ַעיִּ ן‬De dónde sois?’ ‫‘ ֵּמהרן ֲא ַנ ְחנּו‬de Harán somos’ (Gn. 29:4, cf.
Gn. 24:23–24).

§31.42 Después de una partícula relativa, el orden es predicado-sujeto. ̇‫ֲאׁשר זַ ְרעּו בו‬
‘que su semilla [esté] en él’ (Gn. 1:11). ‫ֱאֹלהיו‬ ‫‘ העם ׁשיהוה‬El pueblo cuyo YHWH [es]
su Dios’ (Sal. 144:15).

§31.43 Después de ciertas conjunciones el orden normalmente es predicado-sujeto, ‫ִּכי‬


‫‘ ֵּער ֹּם אנ ִֹּּכי‬Porque desnudo [estaba] yo’ (Gn. 3:10, cf. 3:19). ’im lôqēaḥ ya‘ăqōḇ ’iššāh ‘Si
toma Jacob una mujer’ (Gn. 27:46). Si el sujeto es enfático, viene primero: ‫ִּאם יהוה‬
‫ֹלהים‬
ִּ ‫‘ ה ֱא‬Si YHWH [es] el Dios [verdadero]’ (1 R. 18:21).
§31.44 El estudiante debe fijarse en los varios ejemplos del orden de palabras en las
oraciones que no llevan verbo. Por ejemplo: suj. - adv. - pred. Gn. 26:29b; 12:6b; adv. - suj.
- pred. Gn. 4:7; 37:16; pred. - suj. - adv. Gn. 43:2b; adv. - pred. - suj. Gn. 41:2, etc.
§31.5 El tiempo de una cláusula sin verbo sólo se puede determinar por el contexto.
Una cláusula sin verbo se puede usar para el tiempo pasado, presente, o futuro, o puede
predicar una condición atemporal. Ges. §140e.

§31.51 El contexto puede requerir traducción en pasado. ‫יו̇ ֵּׁשב‬ ‫‘ וְ לו̇ ט‬Y Lot [estaba]
sentado’ (Gn. 19:1).

§31.52 El contexto puede pedir presente: ‫ַהמלְך‬ ‫ת־מ ְצוַ ת‬


ִּ ‫דּוע ַאּתה ע ֵֹּּבר א‬
ַ ‫¿‘ ַמ‬Por
qué traspasas el mandamiento del rey?’ (Est. 3:3).
§31.53 Puede darse también que el contexto demande traducción en futuro: ‘porque
pasados siete días ‫ַמ ְמ ִּטיר‬ ‫ אנ ִֹּּכי‬yo [haré] llover’ (Gn. 7:4).

§31.54 En muchas expresiones, el predicado sin verbo es atemporal. ‫יהוה‬ ‫‘ אנ ִֹּּכי‬Yo


[soy en esencia y eternamente] YHWH’.
§31.6 La cláusula sin verbo se puede emplear de varias maneras añadida a simples
predicaciones copulativas. Nótese lo que sigue.

§31.61 La oración nominal puede ser optativa o yusiva: ‫ִּק ְלל ְתָך‬ ‫[‘ ע ַלי‬Sea] sobre mí tu
maldición’ (Gn. 27:13). ri’šôn hû’ lāḵem l ḥoḏšê haššānā ‘Para vosotros [dejad que sea]
e h

este el primero en los meses del año’ (= haced esto el primer mes del año; Ex. 12:2). Ges.
§141f.

§31.62 La cláusula sin verbos se puede usar como condición. ‫ֹלהים‬


ִּ ‫ה ֱא‬ ‫‘ ִּאם יהוה‬Si
YHWH [es] el Dios [verdadero]’ (1 R. 18:21).

§31.63 Nótese lo siguiente: ‫ְכ ַפ ְרעֹּה‬ ‫‘ כ ַ֣מו̇ ָך‬igual tú como Faraón’ (lit. ‘como tú [eres]
así también [es] el Faraón’, Gn. 44:18).
§31.64 Resulta claro que en la afirmación de Ges. §140e (“las cláusulas nominales que
llevan un sustantivo como predicado, representan algo fijo, un estado o resumiendo, un ser
de tal o cual manera”) falta algo. Para un estudio más a fondo, véase F.I. Anderson, The
Hebrew Verbless Clause in the Pentateuch, 1970.
§31.7 Con frecuencia se encuentra elipsis (§30.14 ss.) en la cláusula sin verbo.

§31.71 Frecuentemente se omite el sujeto después de ‫ ִּהנה‬. hinnēh šip̄ ḥāṯēḵ

‘Contemplad [yo soy] tu hacedor’ (Gn. 16:6). ‫ע ֵֹּּמד‬ ‫‘ וְ ִּהנה‬Y he aquí que [él] se mantenía’
(Gn. 24:30).

§31.72 Se puede omitir el sujeto. ‫טו̇ ב‬ ‫ל־הּמלְך‬


ַ ‫ם־ע‬
ַ ‫‘ ִּא‬Si [el asunto parece] bien al
rey’ (Est. 1:19). weḡam hôlēḵ liqrā’ṯeḵā ‘Y [él] también viene a recibirte’ (Gn. 32:6 [ET 6]).
§31.8 Se debe prestar mayor atención a la construcción (semejante al nominativo
absoluto) donde una cláusula sin verbo está colocada en aposición a un sustantivo o a una
cláusula nominal. ̇‫‘ ה ֵּאל ּת ִּמים ַד ְרכו‬Dios (su camino) [es] perfecto’ (Sal. 18:31[30]). benî
šeḵem ḥāšeqāh nap̄šô beḇitteḵem ‘Mi hijo Siquem (su alma) se ha apegado a vuestra hija
(Gn. 34:8)’. hā’ănāšîm hā’ḗllêh šelēmîm hēm ’ittā́nû ‘¿Estos hombres [son] pacíficos con
nosotros?’ (Gn. 34:21). YHWH ’ĕlôhḗkā ’ēš ’ôkelāh ‘YHWH tu Dios fuego consumidor [es]
Él’ (Dt. 4:24). Estas construcciones se llaman también casus pendens.
§31.9 La concordancia en las cláusulas sin verbo resulta a veces llamativa.
§31.91 Un sujeto colectivo puede llevar un predicado plural. ‫ב ִֹּּכים‬ ‫ֹּל־ה ַ֣ארץ‬
ַ ‫‘ וְ כ‬Y toda
la tierra [estaba] llorando’ (2 S. 15:23). ûḇê ṯ šā’ûl hôl ḵîm w ḏallîm ‘Y la casa de Saúl iban
y e e

débiles (= se iba debilitando)’ (2 S. 3:1). Nótese lo siguiente: ‫ּומׁשה‬ ‫‘ הּוא ַא ֲחרו̇ ן‬aquel
[era] Aarón y Moisés’ (Ex. 6:26).
§32. La predicación verbal (§30.121) frente a la predicación que no lleva verbo
(§31.) enuncia más que una equivalencia entre el sujeto y el predicado. Si el verbo es
transitivo (§30.399), se indica la acción del sujeto sobre el objeto del verbo. Si el verbo es
intransitivo (§30.3392), se indica generalmente algún cambio en el estado, o algún efecto
de este. En algunas oraciones donde el sujeto precede al verbo, es posible que se pretenda
una oración nominal (cf. §31.01). Ges. §142a-e. ‫מנּו‬
ַ֣ ֵּ ‫ְב ַצ ְל‬ ‫‘ ַנ ֲעׂשה אדם‬Hagamos al
hombre a imagen nuestra’ (Gn. 1:26). En contraste, nótese: ûmordeḵay yāḏa‘ ’eṯ-kol-’ ăšer
na‘ăśāh ‘y [en cuanto a] mardoqueo, [nótese el reḇîa‘] él supo todo lo que se había hecho’
(Est. 4:1).
§32.1 Por medio de su morfología, el verbo indica la persona, el género y el número
del sujeto (§30.144), así como otros elementos: el aspecto [tiempo], la voz, el modo, etc.
§32.11 El sujeto indicado morfológicamente puede ser 1a persona (el hablante), 2a
persona (a quien se dirija el hablante), o 3a persona (la persona de la cual se hable).
§32.111 Cuando el sujeto está en 1a persona, no hace falta definirlo más; el oyente o
lector sabe que es el hablante o escritor (o el que el contexto presenta como tal) quien hace
la enunciación (predicado), ’ăšer ‘āśîṯî lô ‘Que he preparado para él’ (Est. 5:4).
§32.1111 El pronombre se puede emplear para dar énfasis, wa ’ănî zāqántî wāśáḇtî ‘Y yo
soy viejo y lleno de canas’ (1 S. 12:2).
§32.1112 En cartas o inscripciones el autor suele colocar su nombre para definir el sujeto,
dado que no está visible. ‫דנִּ יֵּ אל‬ ‫יתי ֲאנִּ י‬
ִּ ‫‘ וְ ר ִּ ַ֣א‬y yo Daniel vi’ (Dn. 12:5).
§32.112 En la segunda persona no hace falta definir el sujeto, ya que el oyente/lector
sabe a quién (él/ella/ellos) se dirige el hablante/escritor. ‫ע ִּׂשית‬ ‫¿‘ ַמה־זֹּאת‬Qué es lo qué
has hecho?’ (Gn. 3:13).

§32.1121 Para dar énfasis, se puede determinar el sujeto. ‫א ִֹּּתי‬ ‫¿‘ ֲהלֹּא ַאּתם ְׂשנֵּ אתם‬No
me aborrecisteis vosotros?’ (Jue. 11:7).
§32.113 Cuando el sujeto está en 3a persona, tiene que ser determinado más exactamente,
excepto cuando el contexto más inmediato lo aclara, wayyō’merû na ‘ărê hamméleḵ ‘Y
ellos dijeron, e.d. los criados del rey …’ (Est. 2:2). wayyaggeḏ-lô mordeḵay ‘Y él (e.d.
Mardoqueo) le declaró’ (Est. 4:7).
§32.1131 Si el sujeto se entiende claramente por el contexto, entonces puede omitirse,
zāḵar ’eṯ-waštî ‘Se acordó de vasti’ (Asuero es el sujeto recién mencionado, Est. 2:1).
wattišlaḥ beḡāḏîm ‘Y envió vestidos’ (e.d. la reina, mencionada en la cláusula anterior, Est.
4:4).
§32.1132 A veces no se especifica el sujeto, aunque no se haya mencionado en varias
oraciones o líneas. nāṯan lô ‘Le dio’ (Est. 4:8; Mardoqueo, mencionado en 4:7 dio a Hatac,
mencionado en 4:6).
§32.1133 Aún cuando se entienda claramente por el contexto, el sujeto se puede
especificar. wattá‘an ’estēr ‘Y Ester contestó’ (dado que la conversación es entre Ester y
Mardoqueo, y que las formas verbales distinguen entre masc. y fem., está bien claro que
Ester es el sujeto. Sin embargo, probablemente por razones estilísticas, se la nombra de
nuevo).

§32.114 Con frecuencia el sujeto impersonal se expresa con la 3a persona singular: ‫וַ יְ ִּהי‬

‘Y sucedió’; ‫‘ וַ יֵּ או̇ ר‬y se aclaró’; ‫ְלדוִּ ד‬ ‫‘ וַ ֵּּתצר‬y fue estrecho para David (= estaba en un
aprieto)’. Ges. §144b-c.

§32.115 Con frecuencia el sujeto indefinido se expresa por la 3mp. ‫יׁשקּו‬


ְ ‘Ellos [= la
gente en general] abrevaban (las ovejas de aquel pozo; Gn. 29:2); yeḇaqešû lamméleḵ
‘busquen [ellos] para el rey …’ (Est. 2:2).
§32.1151 La 3a singular (m. o f.) se emplea también para un sujeto indefinido. Ges. §144d.
§32.1152 Con frecuencia se emplea el participio plural con este sentido. Ges. §144i.
§32.1153 Muchas veces el sujeto indefinido se traduce mejor como un pasivo, cf. Est. 2:2.
§32.12 La morfología verbal también distingue el género del suj., masculino o
femenino. No existe el neutro, y los objetos inanimados toman el género gramatical de
masculino o femenino. En algunas formas verbales, no se distingue el masculino del
femenino. ‘āśāh hamméleḵ … mištêh ‘Hizo el rey … banquete’ (Est. 1:5). gam waštî
hammalkāh ‘āśeṯāh mištēh nāšîm ‘También la reina Vasti hizo banquete para las mujeres’
(Est. 1:9). we’ēḏ ya ‘ălêh min-hā’ā́reṣ ‘Y un vapor (m.) subía de la tierra’ (Gn. 2:6).
wehā’ā́reṣ hāyeṯāh ṯṓhû wāḇṓhû ‘Y la tierra (f.) estaba tohu y bohu’ (Gn. 1:2).
§32.13 La morfología verbal suele determinar el número del sujeto, o sea, singular o
plural. El dual, si existió en la morfología verbal hebrea alguna vez, ha desaparecido,
wayyō’mer hāmān ‘Y dijo (sg.) Amán’ (Est. 3:8). wayyō’merû ‘aḇḏêy hamméleḵ ‘Y dijeron
los siervos del rey (pl.)’ (Est. 3:3).
§32.2 Algunos verbos indican un estado o condición, y se denominan verbos estativos
(§30.3393). Otros indican una acción, y se llaman verbos activos (o fientes). Los verbos de
esta última categoría pueden restringir la actividad al agente (intransitivo, §30.3392), o la
actividad se puede extender a una persona o una cosa diferente al agente (transitivo,
§30.3391). Sin embargo, en el HEB estas distinciones no son siempre equivalentes a
nuestro sistema occidental.
§32.21 La estructura Q de algunos verbos indica un estado o condición (§§27.232,
.233): ‫‘ כ ֵּבד‬Él es pesado’, ‫‘ ק ְטנה‬ella es pequeña’, ‫‘ י ַ֣כֹּ ְל ִּּתי‬soy capaz/yo puedo’, ‫ז ַכַ֣נְ ִּּתי‬
‘soy viejo’.

§32.211 La predicación de un verbo estativo en HEB puede ser completa, ‫‘ כ ֵּבד‬él es

pesado’ o incompleta, ‫‘ ח ֵּפץ‬él se deleita con, se complace en’.

§32.2111 Si el verbo estativo ofrece una predicación incompleta, puede completarse por:
1) un sustantivo en acusativo (§34.1), 2) una frase preposicional (§34.12), o 3) un infinitivo
complementario (§34.82). En algunos casos el verbo parece ser transitivo. ‫‘ יְ כ ְל ִּתיו‬Lo
vencí’ (Sal. 13:4 [5 HEB]); hamméleḵ ḥāp̄ ēṣ bîyqārô ‘el rey desea honra’ (Est. 6:7);
‫‘ ח ַפ ְצ ִּּתי ַצ ְד ְַּ֣קך‬yo quiero tu justificación’ (Job 33:32).
§32.212 Los verbos que son estativos en la forma Q pueden darse como fientes (activos)
o transitivos en la estructura D o H: ‫‘ ל ַבׁש‬se vistió, se cubrió’, ‫‘ ִּה ְל ִּביׁש‬vistió [a otra
persona]’.
§32.22 La estructura Q de otros verbos indica una acción. Estos verbos son
denominados activos, pero dada la confusión entre ‘activo = no pasivo’ y ‘activo = no
estativo’, algunas gramáticas emplean el término fiente.
§32.221 La predicación de un verbo fiente (activo) puede ser completa (‘mintió’) o
incompleta (‘hizo’).
§32.2211 Si el verbo fiente usa una predicación incompleta, por lo general se completa
por un sustantivo en acusativo, o su equivalente (§34), y el verbo se considera transitivo.
berēšîṯ bārā’ ‘ēlôhîm ’ēṯ haššāmáyim we’ēṯ hā’ā́reṣ ‘Cuando en el principio creó Dios los
cielos y la tierra …’ (Gn. 1:1).
§32.222 Los verbos transitivos simples (e.d. que toman un solo objeto) en la estructura
Q, pueden tomar dos objetos en la estructura D o H; ‫‘ ראה‬él vio a x’, ‫‘ ִּה ְראה‬él causó que
y viera a x’, o ‘él le mostró a y x’.
§32.23 Es evidente que no se puede mantener una distinción simple entre los verbos
transitivos e intransitivos. ‫ יכֹּל‬estativo ‘él es capaz’, puede tomar un objeto: yāḏá‘tî kî-ḵōl
tûḵāl (pausal) ‘sé que todo lo puedes’ (Job 42:2). De igual manera, šāḵaḇ (estativo) ‘él se
acostó’, se puede emplear como transitivo, ‫אֹּתּה‬ ‫‘ וְ ִּאם ׁשכו̇ ב ִּל ְׁש ַכב ִּאיׁש‬y si alguno
yaciere (con) ella …’ (Lv. 15:24).
§32.24 Ciertos verbos pueden tomar dos objetos. Los más comunes son los verbos
factitivos (§30.3394). Los objetos pueden ser el hecho y la consecuencia, el material y el
resultado, etc. Véase §34.3 ss. Esto no se debe confundir con un objeto compuesto. Objeto
de hecho y de consecuencia: ‘le coronaron rey.’ Objeto comnuesto: ‘el oso atacó a Juan y
María’.
§32.3 Para el modo, repase §30.335 ss. En el HEB, la pérdida de las vocals breves
finales (§15.51) ha hecho imposible la identificación de ciertos modos, como el subjuntivo,
el enérgico, y casi siempre, el yusivo. Si el HEB se asemejara al AC en el uso del sbjtv., el
verbo de cada cláusula dependiente tendría que estar en sbjtv. De otro modo, si fuese como
el ARAB, el uso de sbjtv. sería mucho más restringido.
§32.31 El indicativo es el modo usado para las predicaciones normales (§30.3351). Por
la ausencia de vocales breves finales, podemos asumir que todos los verbos finitos, que no
están en imperativo, yusivo, o cohortativo, pertenecen al indicativo lo cual puede ser muy
equivocado.
§32.311 Se emplea el indicativo en la oración enunciativa (§30.13): wayyekullû
haššāmáyim wehā’ā́reṣ weḵol-ṣeḇā’ām ‘fueron, pues, acabados los cielos y la tierra, y todo
el ejército de ellos’ (Gn. 2:1).

§32.3111 Una predicación enunciativa negativa se indica por el uso de ‫ לֹּא‬con el

indicativo. El adverbio negativo casi siempre se coloca justo antes del verbo. ‫ִּכי לֹּא‬
‫‘ ִּה ְמ ִּטיר יהוה ֱאֹל ִּהים ַעל־הארץ‬Porque Yahveh Dios aún no había hecho llover sobre
la tierra’ (Gn. 2:5). Cf. Ges. §152a.

§32.3112 Para ver el uso de ‫ לֹּא‬con impf. para los mandatos negativos, véase §32.3211.

§32.312 Se emplea el indicativo en una predicación interrogativa, mî higgîḏ leḵā kî


‘êyrōm ’ā́ttāh ‘¿Quién te ha indicado que [estabas] desnudo?’ (Gn. 3:11).
§32.32 El modo imperativo sólo se da en 2a persona (§27.4 ss.). Se emplea para
mandatos, y en algunos casos para permiso, afirmación, consecuencia, y cosas parecidas
(Ges. §110).

§32.321 Por lo general, el imperativo expresa mandatos reales: ‫עליו‬ ‫ְּתלַ֣ ּוהּו‬
‘¡Colgadloen ella!’ (Est. 7:9).

§32.3211 Un mandato negativo no se expresa con el imperativo. Se suele expresar por ‫לֹּא‬

+ impf. o por ‫ ַאל‬+ yus.

§32.322 El imperativo especialmente después de un intento de disuadir, puede expresar


permiso: ‫רּוץ‬ ‫‘ וַ ַ֣י ֹּאמר לֹו‬entonces le dijo: ‘(está bien), ¡corre!’ ’ (2 S. 18:23).
§32.323 El imperativo puede expresar certeza o confirmación: kî’im-śî́śû weḡî́lû ‘ăḏêy-
‘aḏ ‘mas os gozaréis y os alegraréis para siempre’ (Is. 65:18) e.d. en los nuevos cielos y la
nueva tierra que YHWH promete crear (65:17). ‫יהוה‬ ‫י־רע ומר עזְ ֵּבְך את‬
ַ ‫ְּוד ִּעי ְּור ִּאי ִּכ‬
‘Comprende y ve cuán malo y amargo es tú abandonar a Yahveh’ (Jer. 2:19), después de
reprenderle por su maldad.
§32.3231 El imperativo de la estructura N se emplea con este valor. we’attem hē’āserû ‘Y
vosotros quedad presos’ (Gn. 42:16). ‘Sube a este monte … y muere … ‫ּמיָך‬
ַ֣ ‫ל־ע‬
ַ ‫א‬ ‫וְ הא ֵּסף‬
y sé unido a tu pueblo’ (Dt. 32:48–50).
§32.324 Un imperativo que sigue a otro imperativo (con wāw conjuntivo) puede expresar
la consecuencia de haber cumplido con el primer mandato: zō’t‘āśû wîyḥeyû ‘¡haced esto y
vivid (= viviréis)!’ (Gn. 42:18). ‫וְ ִּהּו ְׁשעּו‬ ‫‘ ְּפנּו ֵּא ַלי‬Volveos a mí y sed (= seréis) salvos’
(Is. 45:22). Ges. §110f.
§32.325 Un impv. que sigue a un yus., a un cohort. o a una oración interrogativa (con
wāw conj.) puede expresar una consecuencia pretendida o segura, wehiṯpallēl ba‘aḏḵā
weḥeyēh ‘Y orará por ti, y vivirás’ (lit. ‘por lo tanto vive’; Gn. 20:7). wa’ăḇāreḵeḵā
wa’ăḡadde lāh šeméḵā weheyēh berāḵāh ‘Te bendeciré, y engrandeceré tu nombre, y serás,
pues, una bendición’ (Gn. 12:2). ‫ּוב ְרכּו‬ ‫ּובּמה ֲא ַכ ֵּּפר‬
ַ ‘Y ¿cómo podría ofrecer expiación
a fin de que bendijeseis (lit. ‘y bendiga’, impv.) la herencia de YHWH?’ (2 S. 21:3).

§32.326 El imperativo con‫( ָה‬el ‘impv. alargado’) parece ser sólo una variante
estilística, sin ninguna diferencia señalada respecto del impv. normal. gešāh-nnā ûšăqāh-llî
‘¡Acércate ahora y bésame!’ (Gn. 27:26). Nótese bien: moleḵāh ‘alḗynû ‘reina sobre
nosotros’ (Jue. 9:8) y melōḵ-‘ālḗynû ‘reina sobre nosotros’ (Jue. 9:14).

§32.327 ‫‘ נא‬Por favor’, ‘pues’ se puede añadir al imperativo normal o al imperativo


alargado. A veces parece ser sólo una variante estilística. ‫‘ ּגְ ׁשה־נא‬Acércate’ (Gn. 27:26).

‫‘ ַה ִּּג ִּידי נא ִּלי‬Te ruego que me digas’ (Gn. 24:23).


§32.34 El cohortativo (a veces denominado ‘imperfecto alargado’ §27.53) suele
limitarse a la 1a persona, y expresa la intención o el deseo del hablante de llevar a cabo lo
que el predicado verbal indica. ‫ֲא ֵּח ִּרים‬ ‫ֹלהים‬
ִּ ‫¡‘ ֵּנ ְלכה וְ ַנ ַע ְבדה ֲא‬Vayamos y sirvamos o
otros dioses!’ (Dt. 13:7). ûḇ yaḏ ’āḏām ’al-’eppṓlāh ‘Mas no caiga yo en manos de
e

hombres (en vez de YHWH)’ (2 S. 24:14).


§32.341 Por lo general, cuando el hablante tiene libertad para actuar, el cohort. expresa
intención, determinación, o deseo, nenatteqāh ‘¡Rompamos!’ (Sal. 2:3). Cuando el hablante
está restringido o dependiente de otros, el cohortativo expresa un deseo o ruego, na‘berāh-
nnāh ‘Quisiéramos pasar’ (Nm. 20:17).
§32.342 El cohortativo que sigue a un imperativo o a un yusivo (con la conjunción wāw)
expresa una intención o una consecuencia proyectada. ‫ה־לי‬
ִּ ‫( וְ ה ִּ ַ֣ביא‬impv. alarg. §32.326)
‫‘ וְ א ֵֹּּכלה‬tráemelo, y comeré (= para que lo coma)’ (Gn. 27:4). weṯiqraḇ weṯāḇố’āh …
wenēḏā́‘āh ‘¡Acerqúese y venga (el consejo del Santo de Israel), para que lo sepamos!’ (Is.
5:19). Ges. §108d.
§32.343 El cohortativo puede expresar una intención contingente en la prótasis o
apódosis de una oración condicional, ’im-’ăḏabbe rāh lô’-yēḥāśēḵ ke’āḇî weaḥdelāh mah-
mminnî wahălōḵ (una forma rara de Q65) ‘si hablo, no se calma mi dolor, y si me abstengo,
¿acaso se aparta de mí?’ (Job 16:6). ‫וְ א ֵּּתנה‬ ‫א־ת ְחּפֹּץ ז ַבח‬
ַ ֹּ ‫‘ ִּכי ל‬Porque el sacrificio no te
complace, que yo [lo] daría (= que si lo querías, lo daría)’ (Sal. 51:15). Ges. 108e-f.
§32.344 Rara vez el cohortativo se presenta en 3a persona, nemahēr yāḥî́šāh ma‘ăśḗhû
‘¡Dese prisa, apresúrese su obra!’ (Isa. 5:19). ‫יְ ַד ְשנה־סלה‬ ‫‘ וְ עֹּל ְתָך‬Y acepté (lit. ‘que
haga pingüe = aceptable’) tu holocausto. Sélah’ (Sal. 20:4).

§32.345 El cohortativo puede ser seguido por ‫נא‬, expresión de ‘por favor’: ‫נַ ְע ְברה־נא‬
‘quisiéramos pasar, por favor’ (Nm. 20:17).
§32.35 El yusivo (a veces denominado ‘imperfecto abreviado’, §27.51) suele darse en 3a
persona, y expresa la intención del hablante de que otra persona cumpla la predicación del
verbo. Ges. §109.

§32.351 El yusivo puede expresar un deseo, un ruego o una limitación. ̇‫י ֵּקם יהוה דברו‬
‘¡Que cumpla YHWH su palabra!’ (1 S. 1:23). tāšoḇ-nā’ nép̄ eš-hayyéleḏ hazêh ‘Te ruego,
vuelva el alma de este niño a su interior’ (1 R. 17:21).

§32.3511 El sujeto del yusivo puede ser impersonal o indefinido. ‫או̇ ר‬ ‫¡‘ יְ ִּהי‬Sea la luz!’
(Gn. 1:3).

§32.3512 La adición de ‫ נא‬parece fortalecer un ruego, convirtiéndolo en un optativo o


precativo. yḗšeḇ-nā’ ‘aḇdeḵā … wehanná‘al yá‘al ‘Te ruego ahora que quede tu siervo … y
que el joven suba’ (Gn. 44:33).

§32.352 El yusivo puede expresar consejo o recomendación. ‫ֲהלֹּא ֲאחו̇ תה ַה ְקטנה‬


‫‘ טו̇ בה ִּמּמנה ְּת ִּה־נה ְלָך ַּת ְחּתיה‬Más su hermana menor ¿no es mejor (más hermosa)
que ella? ¡Ten a bien sea tuya en lugar de ella (la hermana mayor)!’ (Jue. 15:2).
§32.353 El yusivo se da en la 2a persona, generalmente con ‫ ַאל‬para indicar una forma

más suave del mandato negativo, una disuasión, o imprecación. ‫ל־ּת ֲעמֹּד‬
ַ ‫ַא‬ ‫ְרדה ֵּא ַלי‬
‘Baja a mí; no te detengas’. (Gn. 45:9). z ḵōr ’al-tiškaḥ ‘Recuerda, no olvides’ (Dt. 9:7).
e

§32.354 A veces el yusivo puede darse en la 1a persona. Cuando se emplea así, llega a
tener el valor del cohortativo. ‫ִּאיׁש‬ ‫¡‘ וְ לֹּא־נַ ְׁש ֵּאת בהם‬Y no dejemos entre ellos uno!’ (1
S. 14:36). welô’-nôṯar bô … gam’eḥāḏ ‘Y ni uno dejaremos de él’ (2 S. 17:12).
§32.355 El yusivo (con la conjunción wāw) que sigue a un imperativo, cohortativo, o a
una cláusula interrogativa puede expresar una intención o la certeza de un probable
acontecimiento, qaḥ wālēḵ ûṯehîy leḇen-’ăḏônéyḵā ‘Tóma(la) y vete y sea (= ella será) la
mujer de tu amo’ (Gn. 24:51). ’immāle ṭāh nnā’ šā́mmāh … ûṯeḥîy nap̄ šî ‘Dejadme escapar
ahora allá … ¡y conserve mi alma!’ (= y estaré a salvo)’ (Gn. 19:20). ‫לְך‬ ‫ּומה … וְ יִּ נתן‬
ַ
‫¿‘ ַבקׁש ֵּתְך‬Cuál es tu petición?… y se te daría (= se te dará)’ (Est. 5:3). Ges. §109f.
§32.356 El yusivo se puede emplear como prótasis o apódosis de oraciones
condicionales. ‫ליְ לה‬ ‫יהי‬
ִּ ִּ‫‘ ּתׁשת־חֹּׁשְך ו‬Produces las tinieblas, y es la noche (= si produces
las tinieblas, entonces habrá noche. Sal. 104:20)’. we’im šāḵôḇ yiškaḇ ’îš ’ôṯāh ûṯehîy
niddāṯāh ‘ālāyw weṭāmē’ šiḇ‘aṯ yāmîm ‘Y si alguno ciertamente durmiere con ella (lit. ‘se
acuesta con ella’), que su impureza sea sobre él, y entonces él será inmundo por siete días’
(Lv. 15:24). Ges. §109h.

§32.357 En varios pasajes el yusivo de la estructura H (H40) ‫יֹוסף‬


ֵּ aparece sin valor de
yusivo. Es probable que sea una forma yaqtil Q20 de *yawsip. Nm. 22:19; Dt. 18:16; Os.
9:15; Jon. 2:2; Ez. 5:16; Gn. 4:12.
§32.36 Omitido.
§32.37 El participio no es un modo. Es un sustantivo verbal, que con frecuencia se
emplea como adj. o que se puede usar como sustantivo.
• Como sujeto de un verbo, §33.4
• Como objeto de un verbo, §34.112
• Como sustantivo regente en anexión, §36.311
• Como calificativo de un sustantivo, §36.1
También se puede emplear el ptcp. como verbo, y como tal lo tratamos aquí.
§32.371 Las observaciones generales sobre la naturaleza verbal del ptcp. son las
siguientes:

§32.3711 El ptcp. act. tiene varios matices y a veces es difícil de traducir. Así que ‫ֵּמח‬
puede significar ‘muriendo’ (Zac. 11:9), ‘muerto’ (con frecuencia, y hammēṯ siempre es ‘el
muerto’); ‫ נ ֵֹּּפל‬puede significar ‘cayendo’ (con frecuencia), ‘caído’ (Jue. 3:25; 1 S. 5:3),

‘pronto a caer’ (Is. 30:13; Am. 9:11); y ‫ עֹּׂשה‬puede significar ‘hará, va a hacer’ (Gn.
41:25).
§32.3712 El ptcp. pas. por lo general describe un estado o una condición como resultado
de una actividad, pero debemos fijarnos en lo siguiente: Qp50 ‫‘ כתּוב‬escrito’, Np50 nôrā’
‘temible’, neḥmāḏ ‘apetecible, deseable’, Dp50 mehullāl ‘digno de ser alabado’ (Sal. 18:4).
§32.3713 El verbo estativo (§32.21) no forma un ptcp. en sí, sino más bien un adjetivo de
la forma CāCēC o CāCōC: kāḇēḏ ‘pesado’, qāṭōn ‘pequeño’. Algunos de los verbos que
son estativos en su forma (e.d. CaCiCa) son transitivos, e.g. śānē’ ‘él odió’ y tiene
verdaderos ptcps.: śônē’, śānû’. Ges. §116b.
§32.3714 Si un verbo tiene las dos formas, ptcp. CôCēC y adj. CāCēC, suelen ser
marcadamente distintas. ‫ ל ֵּעג‬bela‘ănê śāp̄ āh ‘Porque con lengua de tartamudo’ (Is. 28:11),

pero cf. ‫לֹועג‬


ֵּ kullô lô‘ēn lî ‘todos se burlan de mí’ (Jer. 20:7).
§32.372 El ptcp. puede tomar un complemento en acusativo, o, si el verbo del que se
deriva rige un complemento preposicional, el ptcp. hará lo mismo. ‘ôyēḇ ’eṯ-dāwîḏ
‘odiando a David’ (1 S. 18:29). ‫ֹּׂשנִּ י‬
ַ֣ ֵּ ‫‘ ע‬Quien me hizo’ (Job 31:15). ‫ר ֵּ ַֹּ֣אנּו‬ ‫¿‘ ִּמי‬Quién nos
ve?’ (Is. 29:15). hārôḏîm bā‘ām ‘Los cuales inspeccionaban a la gente’ (1 R. 9:23). hinenî
rôp̄ē’ lāḵ ‘He aquí yo te sano’ (2 R. 20:5).
§32.3721 El adjetivo verbal CāCēC puede tomar un acusativo de persona o de cosa, si el
verbo del cual se deriva también lo hace. mālē’ rûaḥ ḥoḵmāh ‘Lleno del espíritu de
sabiduría’ (Dt. 34:9).
§32.3722 El ptcp. pasivo puede tomar un acusativo tras su forma absoluta, o un genitivo
tras su forma cstr. ‫ַב ִּדים‬ ‫‘ לבּוׁש‬Vestido [de] lino’ (Ez. 9:2). qārû‘êy beḡāḏîm ‘Rasgó sus
vestiduras’ (2 S. 13:31). śerûp̄ôṯ ‘ēš ‘Quemadas a fuego” (Is. 1:7).
§32.373 A veces el participio aparece en la construcción denominada casus pendens, que
se puede considerar como suj. de una cláusula nominal compuesta. šôp̄ ēḵ dam hā’ ādām
bā’āḏām dāmô yiššāp̄ēḵ ‘El que derrame sangre de hombre, por el hombre su sangre será
derramada’ (Gn. 9:6). kol-’îš zôḇēaḥ zéḇaḥ ûḇā’ ná‘ar hakkôhēn … ‘[Que cuando] alguno
ofrecía sacrificio, entonces venía el criado del sacerdote’ (1 S. 2:13). Ges. §116w.

§32.374 Un verbo finito puede seguir a un ptcp. ‫הרס‬ ‫‘ ׁשם ֵּּת ֵּבל ַכ ִּּמ ְדבר וְ עריו‬Que
puso el mundo como un desierto, que asoló sus ciudades’ (Is. 14:17). maṣdîqê rāšā‘ ‘ḗqeḇ
šôḥaḏ weṣiḏqaṯ ṣaddîqîm yāsî́rû mimménnû ‘Los que justifican al impío mediante cohecho,
y al justo quitan su derecho’ (Is. 5:23).
§32.3741 Según Driver Tenses §117, un ptcp. seguido por un perf. con la conj. wāw
enuncia algo indefinido o no determinado, y por lo general se puede traducir por
‘cualquiera, siempre que, donde quiera que’. ‫יּומת‬ ‫‘ ַמ ֵּכה ִּאיׁש ו ֵּמת מו̇ ת‬El que hiere a
alguno, haciéndole así morir, él morirá’ (Ex. 21:12).
§32.3742 Un ptcp. seguido por un impf. con el wāw conv. enuncia un acontecimiento
concreto. Se suele traducir por una cláusula introducida por ‘quien, que, aquel’. lā’ēl
hā‘ônêh ’ôtî beyôm ṣārāṯî wayehî ‘immāḏî ‘Al Dios que me respondió en el día de mi
angustia, y ha estado conmigo en el camino que he andado’ (Gn. 35:3).
§32.375 En algunos pasajes parece ser que el participio se desarrolla como un tiempo
histórico (el pasado continuo, el presente continuo, etc.) en HEB bíblico. Este uso es muy
común en ARAM y SIR, y se desarrolla plenamente en HEB moderno. ‫ַהבקר היּו‬
‫‘ ח ְֹּרׁשו̇ ת‬Estaban arando los bueyes’ (Job 1:14). wayyihyû niqrā’îm lip̄ nê hamméleḵ ‘Y
fueron leídas delante del rey’ (Est. 6:1).
§32.376 Según E. Sellin, Über die verbal-nominale Doppelnatur der hebräischen
Participien und Infinitive, usw., p. 40ss., el ptcp. cuando se construye como verbo, expresa
un acontecimiento singular y relativamente transitorio, o hace relación a casos particulares,
hechos históricos, y cosas similares, mientras que el ptcp., cuando se construye como
sustantivo, indica hechos que se repiten, son permanentes u ocupaciones o pensamientos
que se dan con mucha frecuencia. Ges. §116f.
§32.38 El infinitivo constructo no es un modo, más bien es un sustantivo verbal. Como
tal, se puede emplear como:
• sujeto del verbo, §33.5
• objeto del verbo, §34.8
• genitivo después de un constructo, §36.312
• complemento de una preposición, §35.42
Como verbo, el inf. cstr. se puede emplear de las siguientes maneras:

§32.381 El inf. cstr. se puede emplear después de ‫יֵּ ׁש‬, ‫ ֵּאין‬, o ‫לֹּא‬, como sigue:

§32.3811 Después de yeš, indica posibilidad o permiso. ‫ל־הּמלְך‬


ַ ‫א‬ ‫ֲהיֵּ ׁש ְל ַד ֵּבר־לְך‬
‘¿Necesitas que hable por ti al rey?’ (2 R. 4:13). ’im ’iš (= yēš) lehēmîn ‘Que no cabe
desviarse ni a derecha …’ (2 S. 14:19).

§32.3812 Después de ‫’ ֵּאין‬ên, indica imposibilidad o prohibición. ‫אל־‬ ‫ִּכי ֵּאין לבו̇ א‬
‫רהּמלְך‬
ַ ‫‘ ַׁש ַע‬Pues no se autorizaba entrar a la puerta del rey’ (Est. 4:2).
§32.3813 Después de ‫לֹּא‬, indica una imposibilidad absoluta o categórica. kî lô’ lehôrîš
’eṯ-yôšeḇêy hā’ḗmeq ‘más no pudo arrojar a los que habitaban en los llanos’ (Jue. 1:19).
‫‘ לֹּא ְל ַהזְ ִּכיר ְב ֵּׁשם יהוה‬No podemos mencionar el nombre de YHWH’ (Am. 6:10).

§32.382 En algunos casos, el inf. cstr. por sí mismo sirve como verbo finito. ‫א ְמ ִּרי‬ ‫ִּאם‬
‘Si yo dijere’ (Job 9:27). ‫ַל ֲעׂשו̇ ת‬ ‫¿‘ ַמה‬Que ha de hacerse?’ (Est. 1:15). ’aḥaṯ dāṯô lehāmîṯ
Una sola ley hay respecto a él (está claro): ¡(él) ha de morir!’ (Est. 4:11).
§32.3821 Cuando existe una sucesión de cláusulas, el inf. cstr. suele ir seguido por un
verbo finito. ‫וא ְקרא‬ ‫ימי קו̇ ִּלי‬
ַ֣ ִּ ‫‘ ַכ ֲה ִּר‬Cuando yo alcé mi voz y grité’ (Gn. 39:18). ‘aḏ bô’î
welāqaḥtî́ ’eṯḵem ‘Hasta que yo venga y os lleve’ (2 R. 18:32).
§32.3822 Se puede emplear uo infinitivo cstr. en una cláusula que sigue a otra con un
verbo finito. ‫ִּהנם‬ ‫ר־לָך ַל ַיה ֲעלֹות עֹּלה‬
ְ ‫‘ לֹּא־אׂשא ֲאׁש‬Pues no tomaré para YHWH lo
que es tuyo, ofreciendo un holocausto gratuito (= que nada cueste)’ (1 Cr. 21:24).
§32.3823 Con frecuencia el infinitivo cstr. se usa en el discurso indirecto (cf. §38.824).

§32.383 Especialmente se debe notar el uso del inf. cstr. con ‫ ל‬como futuro perifrástico.
we’ep̄ráyim lehôṣî’ ’el-hôrēḡ bānāyw ‘pero Efraín ha de sacar hacia el asesino a sus hijos’ (=
sus hijos están destinados a la matanza, Os. 9:13).
§32.384 El objeto del infinitivo constructo está en el mismo caso que el verbo del que se
deriva, y si el verbo puede tomar dos objetos, lo mismo hará el inf. cstr. lehāmiṯ ’eṯ-dāwîḏ
‘de matar a David’ (1 S. 19:1). lehillāḥem bô ‘combatir con él’ (Nm. 22:11). ’aḥărê hôḏîa‘
’ělôhîm ’ôṯḵā ’eṯ-kol-zō’ṯ ‘Dios te ha dado a conocer todo esto’ (Gn. 41:39). ‫ְלהו̇ ִּציאנּו‬
‫‘ ִּמ ִּּמ ְצ ַריִּ ם‬Al sacarnos de Egipto’ (Ex. 14:11).

§32.385 En inf. cstr. se niega generalmente por medio de ‫( ְל ִּב ְל ִּּתי‬con la excepción dada
en §32.3812s.). šiwwîṯîḵā leḇiltî ’ăḵol-mimménnû ‘Que yo te mandé no comieses’ (Gn.
3:11).
§32.386 Hay varios casos en los que parece que el inf. cstrc. se usa como infinitivo
absoluto (cf. Joüon §123q). wehašqôt biḵlê zāhāḇ ‘y daban a beber en vasos de oro’ (Est.
1:7). ‫את־ו̇ אב‬ ‫‘ ַהכו̇ ת‬Matando a los de Moab’ (2 R. 3:24). Pero cf. §32.3822.
§32.39 El infinitivo absoluto no es un modo. Sin embargo, como a veces se emplea
como verbo finito, este uso se puede mencionar aquí. Ges. §113.
§32.391 Después de una cláusula con verbo finito, el inf. abs. puede indicar una acción
llevada a cabo por el mismo sujeto. wayyiṯqe‘û baššôp̄ ārôt wenāp̄ ôṣ hakkaddîm ‘Y tocaron
las trompetas, y quebraron los cántaros’ (Jue. 7:19). ‫ׂשדו̇ ת יִּ ְקנּו וְ כתו̇ ב ַב ֵּספר וְ חטו̇ ם‬
‫‘ וְ ה ֵּעד ֵּע ִּדים‬Se adquirirán campos mediante dinero y se consignará en documento, y se
sellará y lo testificarán los testigos’ (Jer. 32:44).
§32.3911 El inf. abs. puede seguir a un perfecto (Hag. 1:6), a un perf. conv. (Zac. 12:10),
a un impf. (Jer. 32:44), a un impf. conv. (Gn. 41:43), a un cohort. (Jos. 9:20), a un impv.
(Is. 37:30), o a un ptcp. (Hab. 2:15). Ges. §113z.
§32.392 Se puede emplear el inf. abs. al principio de una narración. En este caso su uso
será determinado por el contexto.

§32.3921 El infinitivo absoluto se puede emplear como impv.: ‫ׁשמו̇ ר את־יו̇ ם ַה ַשבת‬
̇‫‘ ְל ַק ְדׁשו‬Guardarás el día de reposo para santificarlo’ (Dt. 5:12). Ges. §113bb.

§32.3922 Se le puede usar como yusivo: ‫יהוה‬ ‫י־א ֲהרו̇ ן ִּל ְפנֵּ י‬
ַ ֵּ‫‘ ַה ְק ֵּרב אֹּתּה ְבנ‬la
deberán ofrecer los hijos de Aarón delante de Yahve’ (Lv. 6:7, RV 14). Ges.§113cc.
§32.3923 También se le puede usar como cohort.: ’āḵôl wešāṯô ‘¡Comamos y bebamos!’
(Is. 22:13).

§32.3924 Se puede usar como impf. en promesas enfáticas: ‫וְ הו̇ ֵּתר‬ ‫‘ אכו̇ ל‬comerán y
sobrará’ (2 R. 4:43). Ges. 113ee.
§32.3925 El inf. abs. se puede emplear como cualquier tiempo histórico. Ges. §113ff.

§32.3926 En algunos casos, el inf. abs. parece tomar un valor pasivo, cf. ‫לְך‬ ‫עׂשה ֵּאלה‬
‘estas cosas se harán contigo’ (Ez. 23:30, e.d. ‘has causado que estas cosas’). Ges. §113ff.
§32.393 Cuando el inf. abs. toma el lugar de un verbo finito, se puede añadir el sujeto.
‫י־א ֲהר ֹּן ִּל ְפנֵּ י יהוה‬
ַ ֵּ‫‘ ַה ְק ֵּרב אֹּתּה ְבנ‬La ofrecerán los hijos de Aarón delante de YHWH’
(Lv. 6:7 [RV 14]).
§32.4 La voz del verbo se indica por morfología verbal (27.112). En las lenguas
occidentales, pensamos que activo y pasivo son términos claramente definidos. En el HEB
a veces existe una confusión a la cual el estudiante debe prestar atención.
§32.41 En el término voz activa, la palabra ‘activa’ puede causar confusión. Define la
relación del sujeto con la predicación del verbo (§30.3341), y con algunos verbos puede no
indicar acción en absoluto. Nótense estos distintos activos: kātáḇtî ‘escribí’, qātṓntî ‘yo soy
[he llegado a ser] pequeño’, māle’û ‘estaban llenos’.
§32.411 Omitido en la edición castellana.
§32.42 El pasivo por lo general identifica al sujeto como el receptor de la acción
predicada por el verbo (§30.3342). Por esta razón, los verbos intransitivos y los de estado
no pueden ser pasivos. En HEB, sin embargo, encontramos varios casos específicos en
torno al pasivo que van en contra de nuestra forma de entender la voz pasiva en castellano.
Ges. §121.

§32.421 Cualquier verbo transitivo puede, por supuesto, darse como pasivo. ‫וַ ַּ֣תמת‬
‫‘ ר ֵּחל וַ ִּּתק ֵּבר‬Y murió Raquel y fue sepultada’ (Gn. 35:19).

§32.4211 El agente personal o la causa activa se expresa por medio de la prep. -‫ל‬. ‫וַ יֵּ ַ֣עתר‬
‫‘ לו̇ יהוה‬Y le entendió Yahveh’ (Gn. 25:21). ‫‘ ברּוְך הּוא ַליהוה‬sea él bendito de
Yahveh’ (Rt. 2:20).

§32.4212 El agente puede expresarse por -‫׃ב‬ ‫‘ באדם דמו̇ יִּ ש ֵּפְך‬por el hombre su
sangre será derramada’ (Gn. 9:6).

§32.4213 Se puede indicar el agente con ‫ ִּמן‬: welô’-yikkārēṯ kol-bāśār ‘ôḏ mimmêy
hammabbûl ‘y no exterminaré ya más toda carne con aguas del diluvio’ (Gn. 9:11).

§32.422 El pasivo puede ser impersonal o indefinido. ‫א־ע ַבד‬


ֻ ֹּ ‫ל‬ ‫‘ עגְ ַלת בקר ֲאׁשר‬una
becerra que no haya trabajado’ (Dt. 21:3. El activo sería ‘uno no ha hecho trabajar a la
becerra’).
§32.423 Los verbos que toman dos objetos en la voz activa (§32.24) pueden mantener
uno (el segundo o más lejano) en la pas., mientras que el objeto más cercano pasa a ser
sujeto. Ges. §121c. Compárese lo siguiente: ’ăšer ’ar’ékkā ‘que te mostraré’ (act.) (Gn.
12:1); ’ăšer ’attāh mor’êh ‘que te ha sido mostrado’ (pas.) (Ex. 25:40). En las dos cláusulas,
que representa el segundo objeto.

§32.4231 Los dos objetos son mantenidos con la voz pas. en una cláusula inusual: ‫וְ יִּּמ ֵּלא‬
‫‘ ְכבֹּד־יהוה את־כֹּל־ה ַ֣ארץ‬la gloria de YHWH llena la tierra’ (Nm. 14:21).

§32.424 Algunas veces se emplea el signo de acusativo ‫ ֵּאת‬con la voz pas. wayyuggaḏ
l riḇqā ’eṯ-diḇrê ‘ēśāw ‘Y fueron dichas a Rebeca las palabras de Esaú’ (Gn. 27:42).
e h

wayyiwwālēḏ laḥănôḵ ’eṯ-‘îrāḏ ‘Y a Enoc le nació Irad’ (Gn. 4:18). Gramaticalmente,


tendríamos que asumir que el hablante pensaba en un verbo activo, ‘alguien dijo las
palabras …’, ‘su mujer dio a luz irad …’ pero como existen muchos ejemplos de este
fenómeno tenemos que considerarlo gramaticalmente aceptable. Ges. §121b.
§32.5 El aspecto o tiempo (Aktionsart) de la predicación se indica por la morfología
verbal (§27.111). Es de suma importancia entender cómo deben ser traducidos estos verbos.
Cf. S. R. Driver, The Use of the Tenses in Hebrew (3d ed. 1892), F. R. Blake, A Resurvey of
Hebrew Tenses (1951), C. Brockelmann, Hebräische Syntax (1956), §§40–42.
§32.51 El perfecto HEB (CaCaCa, CaCiCa, CaCuCa) enuncia acciones, estados o
eventos que, desde la perspectiva del hablante, se presentan como realizados
(completados), sea en el pasado (fue cumplido), el presente (está realizado), o en el futuro
(habrá sido realizado). Esto sigue siendo así cuando se añade el wāw simple (conjuntivo),
pero no es lo mismo con el wāw consecutivo; véase §32.54.
§32.511 El perfecto puede emplearse para señalar acción o estado en tiempo pasado.
§32.5111 El perfecto puede indicar una acción o un estado como un pasado simple.
‫ּולאדם א ַמר‬
ְ ‘Y al hombre dijo …’ (Gn. 3:17). gam waštî hammalkāh ‘āśeṯāh mištēh nāšîm
‘Asi mismo la reina vasti hizo banquete para las mujeres’ (Est. 1:9).
§32.5112 El perfecto puede indicar una acción continuada en el pasado o una condición.
šālôš šānîm mālaḵ bîyrûšālā́im ‘Y reinó tres años en Jerusalén’ (1 R. 15:2).

§32.5113 El perfecto puede indicar acción repetida en el pasado. ‫ֵּלענו̇ ת‬ ‫ַעד־מ ַתי ֵּמאנְ ּת‬
‘¿Hasta cuándo vas a rehusar humillarte ante mí?’ (Ex. 10:3, C).

§32.5114 El perfecto se puede usar como pluscuamperfecto o pasado anterior. ‫יהוה ִּכי‬
‫‘ עׂשה את־האדם‬Y se arrepintió YHWH de haber hecho al hombre’ (Gn. 6:6). welāḇān
hālaḵ liḡzōz ’eṯ-ṣō’nô wattiḡnōḇ rāḥēl ’eṯ-hatterāp̄ îm ‘Ahora bien, Laban había marchado a
esquilar su rebaño, y Raquel hurtó los terafim’ (Gn. 31:19).
§32.512 El perfecto se puede usar para indicar una acción o estado que ocurre en el
presente.

§32.5121 Puede ser una condición presente que resulta de una acción completa. ‫לּמה‬
‫¿‘ נ ְפלּו פניָך‬Por qué ha decaído tú semblante?’ (Gn. 4:6). ‫‘ עזְ בּו את־יהוה‬Han
abandonado a YHWH (y aún están en esta condición)’ (Is. 1:4). lā́mmāh rāgešû gốyim ‘¿Por
qué se alborotan [las] naciones?’ (Sal. 2:1).
§32.5122 Con ciertos verbos, la actividad presente es el resultado de una acción recién
realizada, y por eso se emplea el perfecto. higgáḏti hayyôm ‘declaro hoy’ (Dt. 26:3). ‫ִּכי‬
‫‘ י ַע ְצ ִּּתי‬Aconsejo, pues’ (2 S. 17:11). ‫‘ ַביהוה נִּ ְׁש ַב ְע ִּּתי‬Juro por YHWH’ (2 S. 19:8).
§32.5123 Con ciertos verbos, el estado o la situación presente es el resultado de una
acción en el pasado. A veces esto se denomina perf. de experiencia. gam-ḥăsîḏāh
baššāmáyim yāḏe‘āh mô‘ăḏêhā ẉeṯôr wesîs we’āḡûr šāmerû ’eṯ-bō’ā́nāh ‘aun (la) cigüeña en
el cielo conoce su tiempo, y (la) tórtola y (la) grulla y la golondrina guardan el tiempo de su
venida [migración]’ (Jer. 8:7).
§32.5124 Tales verbos también se pueden emplear para describir un acontecimiento
pasado. ’āḵēn yēš YHWH bammāqôm hazzêh we’ânôḵî lô’ yādā́‘tî ‘Verdaderamente YHWH
moraba en este lugar y yo no (lo) sabía’ (Gn. 28:16).
§32.5125 Un poco diferente es el perf. incoativo que expresa una condición o estado que
se ve como recién comenzado. ‫מלְך‬ ‫‘ יהוה‬YHWH ha llegado a ser (y es ahora) rey’ (Sal.
97:1).
§32.5126 Con los verbos de estado, el perf. a menudo expresa un estado presente al que se
llega como fruto de una acción ya terminada. zāḵántî lô’ yāḏá‘tî yôm môṯî ‘soy viejo; no se
el día de mi muerte’ (Gn. 27:2). ‫ֲא ַה ְב ַּתנִּ י‬ ‫אתנִּ י וְ לֹּא‬
ַ ֵּ‫‘ ַרק ְׂשנ‬solamente me aborreces, y
no me amas’ (Jue. 14:16).
§32.513 También se puede emplear el perf. para el tiempo futuro. El contexto lo
determinará.
§32.5131 El uso del perf. puede describir gráficamente un acontecimiento que va a tener
lugar (con toda seguridad). ḥelqaṯ haśśāḏêh māḵerā no‘ŏmî ‘Noemí vende (va a vender) la
parcela del campo’ (Rt. 4:3). ‫עליו‬ ‫רּוחי‬
ִּ ‫¡‘ ֵּהן ַע ְב ִּדי נ ַת ִּּתי‬He aquí mi siervo! Pondré
sobre él mi Espíritu’ (Is. 42:1).
§32.5132 Muy similar, pero catalogado por lo general en otra categoría, es el perfecto
profético. ‫י־ד ַעת‬
ַ ‫ִּמ ְב ִּל‬ ‫‘ ּגלה ַע ִּּמי‬Mi pueblo será (fue) llevado cautivo por falta de
conocimiento’ (Is. 5:13). kî yéleḏ yullaḏ-lā́nû ‘Porque un niño nos es [será] nacido’ (Is. 9:5.
Esto podría ser incluido en §32.5131). hahôleḵîm baḥṓšeḵ rā’û ’ôr gāḏôl ‘El pueblo que
caminaba en tinieblas verá (vio) una gran luz’ (Is. 9:1).
§32.5133 El perfecto puede servir como futuro perf. ‘aḏ ’im-killû lištóṯ ‘Hasta que acaben
de beber’ (Gn. 24:19). kî ‘āz yāṣā’ YHWH lip̄ ānếḵā ‘Porque YHWH habrá salido delante de
ti’ (2 S. 5:24).
§32.514 El perf. se puede emplear para expresar situaciones hipotéticas.

§32.5141 El perfecto puede expresar un enunciado o pregunta hipotética simple. ‫ִּכ ְמ ַעט‬
‫ת־א ְׁשּתָך‬
ִּ ‫‘ ׁש ַכב ַא ַחד העם א‬Por poco hubiera dormido alguno del pueblo con tu mujer’
(Gn. 26:10). weḵa’ăšer ’āḇáḏtî ’āḇā́ḏtî ‘Y cuando (si) perezco, perezca’ (Est. 4:16).
§32.5142 Con regularidad se emplea el perfecto en enunciados de hechos irreales o
contrarios a la realidad, y si son condicionales, se usa tanto en la prótasis como en la
apódosis. lo’-‘āśî́ṯî me’ûmāh kî-śāmû ’ôṯî babbôr ‘(No) hice nada para que me pusiesen en
la cárcel’ (Gn. 40:15). ‫עֹּלה‬ ‫‘ לּו ח ֵּפץ ַל ֲה ִּמ ֵּיתנּו לֹּא ל ַקח‬Si nos quisiera matar no
aceptaría holocausto’ (Jue. 13:23). Cf. §38.644.

§32.5143 Se puede emplear el perf. para expresar un deseo no realizado. ‫ַמ ְתנּו‬ ‫¡‘ לּו‬Ojalá
hubiéramos muerto!’ (Nm. 14:2).
§32.5144 El uso del perf. como precativo es discutible. Las siguientes oraciones pueden
ser precativas. hēḇḗ’ṯā yôm-qārā́’ṯā weyihyû kemônî ‘Haz llegar el día que has anunciado, y
serán (que sean) como yo’ (Lm. 1:21). ‫מנִּ י‬ ‫‘ ֲע ַצת ְרׁש ִּעם ר ֲחקה‬El consejo de los impíos
lejos esté de mí’ (Job 21:16). Pero cf. Driver, Tenses, §20.
§32.515 En algunos casos, el perf. aparece actuando como ptcp. pasado, lo cual no existe
en el HEB. wayeḥappēś baggāḏôl hēḥēl ûbaqqāṭôn killāh ‘Y buscó, comenzando por el
mayor y acabando en el menor’ (Gn. 44:12).
§32.52 El imperfecto (yaCCuCu, yiCCaCu, yaCCiCu) señala una acción, una
condición, o un acontecimiento que desde el punto de vista del hablante se ve incompleto,
ya sea en el tiempo pasado, presente, o futuro. Esta descripción sigue siendo válida cuando
se añade el wāw simple (conjuntivo), pero no sirve con wāw consecutivo. Cf. §32.53.
§32.521 El impf. indica una acción o estado visto como incompleto pero que va a
realizarse (en contraste con el ptcp., que mira la acción como algo continuo). Por lo tanto,
con frecuencia el imperfecto se parece al tiempo futuro.

§32.5211 A veces el impf. puede ser traducido con un futuro simple. ‫י ַר ְע ִּּתי ִּכי מלֹוְך‬
‫‘ ִּּת ְמֹלְך‬Yo sé con certeza que has de reinar’ (1 S. 24:21). wehēn lô’ya’ămî́nû lî welô’
yišme’û beqôlî ‘Mira que no me creerán ni escucharán mi voz’ (Ex. 4:1).
§32.5212 El imperfecto puede describir un acontecimiento futuro desde un punto de vista
pasado o futuro; entonces requiere un tiempo compuesto en la traducción. ’ăšer lô yiqqārē’
‘quien no habrá sido llamado’ (el contexto requiere una acción anterior a la cláusula que
precede; probablemente diríamos ‘que no ha sido llamado’, Est. 4:11). we’eṯ-demê
yerûšāláyim yāḏîaḥ miqqirbāh ‘Y habrá limpiado la sangre de Jerusalén de en medio de
ella’ (Is. 4:4). ‫ַּת ְחּתיו‬ ‫יִּמֹלְך‬
ְ ‫ת־בנו̇ ֲאׁשר‬
ְ ‫‘ וַ יִּ ַקח א‬Entonces tomó a su hijo primogénito,
que habría de reinar en su lugar’ (2 R. 3:27).
§32.5213 Con frecuencia el imperfecto describe un evento que tiene alguna contingencia,
incertidumbre o uno hipotético o sin realizarse. En estos casos, generalmente ha de ser
traducido con un auxiliar de tipo modal. ‫אכל‬
ֵּ ֹּ ‫נ‬ ‫ץ־הּגן‬
ַ ‫‘ ִּמ ְּפ ִּרי ֵּע‬Del fruto de (cualquier)
árbol del huerto podemos comer’ (= ‘nos es permitido comer’, Gn. 3:2). kol ’îš we’iššāh
’ăšer-yāḇô’ ’el-hamméleḵ … ‘Cualquier hombre o mujer que entra (por casualidad entra) al
rey’ (Est. 4:11). hăyāḏôa‘ nēḏa‘ kî yô’mar ‘¿Acaso podíamos saber que él nos diría?’ (Gn.
43:7).
§32.5214 El imperfecto a veces expresa obligaciones o mandatos, y por lo tanto se traduce
por ‘deber’, ‘haber de’, etc. ‘al-geḥōḵā tēlēḵ we‘āp̄ ār tô’ḵal ‘Sobre tu vientre has de
caminar, y polvo has de comer’ (Gn. 3:14). ‫ִּעּמ ִּדי‬ ‫‘ ַמ ֲע ִּׂשים ֲאׁשר לֹּא־יֵּ עׂשּו ע ִּׂשית‬Lo
que no se debe hacer has hecho conmigo’ (Gn. 20:9).

§32.5215 Se emplea el impf. con ‫ לֹּא‬en prohibiciones fuertes. lô’ tô’ḵelû mimménnû ‘No
comeréis (nada) de él’ (Gn. 3:3). lô’ tirṣaḥ, lô’ tin’ap̄ , lô’ tiḡnōḇ ‘No matarás. No
cometerás adulterio. No hurtarás’ (Ex. 20:13–15).
§32.5216 El imperfecto se emplea en enunciados condicionales, sean reales o hipotéticos,
‘im-’ôṯāh tiqqaḥ-leḵā qāḥ ‘Si quieres tomarla, tómala’ (1 S. 21:10, RV 9). ‫י־א ֵּלְך ְבגֵּ יא‬
ֵּ ‫ִּכ‬
‫א־אירא רע‬
ִּ ֹּ ‫‘ ַצ ְלמוֵּ ת ל‬Aunque ande en valle de sombra de muerte, no temeré mal’ (Sal.
23:4).

§32.5217 Con frecuencia se usa el imperfecto después de conjunciones finales. ‫ְל ַמ ַען‬
‫‘ ַי ֲא ִּ ַ֣מנּו‬Para que crean’ (Ex. 4:5). ’ăšer yîyṭōḇ leḵā ‘Para que te vaya bien a ti’ (Dt. 4:40).
‫ן־ּת ֻמתּון‬
ְ ‫‘ ּפ‬Para que no muráis’ (Gn. 3:3).
§32.5218 El imperfecto se presenta con frecuencia en el estilo indirecto (oratio obliqua), y
en tal caso tenemos que seguir en la traducción las reglas castellanas. lir’ôṯ mā h-yyiqrā’ lôw
‘Para ver como las había de llamar’ (Gn. 2:19). ‫לחם‬ ‫אכלּו‬
ְ ֹּ ‫‘ ׁש ְמעּו ִּכי־ׁשם י‬Habían oído
que allí habrían de (podrían) comer pan’ (Gn. 43:25). §32.82.
§32.522 Muchas veces el impf. se parece al tiempo presente.

§32.5221 Se emplea el imperfecto para mostrar una acción continua en el presente. ‫ַמה־‬

‫¿‘ ְּת ַב ֵּקׁש‬Qué buscas?’ (Nótese la respuesta, ‫אנ ִֹּּכי ְמ ַב ֵּקׁש‬, Gn. 37:15s. De otro modo,
nótese mē’áyin yāḇṓ’û ‘¿de dónde vinieron?’; la respuesta, bā’û ‘ha venido’, 2 R. 20:14).
§32.5222 El impf. sirve con frecuencia para señalar acontecimientos generales, de valor
universal, hábitos, etc. ’al-kēn yē’āmar ‘Por lo cual se dice (como un proverbio)’ (Gn.
10:9). mikkol-ma’ăḵāl ’ăšer yē’āḵēl ‘De todo alimento que se come (= que es comestible)’
(Gn. 6:21). bēnḥāḵām yeśammaḥ-’āḇ ‘Un hijo sabio alegra a un padre’ (Pr. 10:1). ka’ăšer
yālōq hakkéleḇ ‘Como lame el perro’ (Jue. 7:5). kol ’ăšer yeḏabber bô’ yāḇô’ ‘Todo lo que
él dice acontece sin falta’ (1 S. 9:6). lô’ yitrabbē’ ‘ālay ṭôḇ ‘Porque nunca me profetiza
bien’ (1 R. 22:8).
§32.5223 A veces el imperfecto expresa potencialidad, aunque con una fuerza menor que
el uso de ‫ יכֹּל‬con un inf. ‫ְל ַב ִּדי‬ ‫¿ ֵּאיכה אשא‬Cómo podría (= puedo) yo solo soportar la
carga?’ (Dt. 1:12, cf. 1:9). ’ăšer lô’-yô’merû zô’ṯ ’îzā́ḇel ‘De manera que nadie pudiera
(pueda) decir: Esta es Jezabel’ (2 R. 9:37).
§32.5224 A veces el impf. se usa como adjetivo. binyāmîn ze’ēḇ yiṯrāp̄ ‘Benjamín es lobo
que arrebata (un lobo arrebatador)’ (Gn. 49:27). ‘ēṣ lô’ yiqraḇ ‘Una madera que no se
apolille’ (Is. 40:20). ‘ām lô’-yāḇîn ‘El pueblo que no entiende (= sin entendimiento)’ (Os.
4:14).
§32.523 En algunos casos el imperfecto toma el sentido del tiempo pasado. Usualmente
esto se produce en conexión con acciones que fueron habituales o generales en el pasado.
§32.5231 Se emplea el imperfecto con eventos que acontecían regularmente. ‫יַ ֲעלה‬ ‫וְ ֵּאד‬
‘Y subía un vapor’ (Gn. 2:6). ûm ‘îl qāṭōn ta‘ăśê -llô ’immô ‘Y le hacía su madre una
e h

túnica pequeña cada año’ (1 S. 2:19). ’aḥaṯ lešālôš šānîm tāḇốnāh ’ŏniyyôṯ taršîš ‘Cada tres
años solían venir las naves de Tarsis’ (2 Cr. 9:21). welô’ yiṯbôšā́šû ‘Y no se avergonzaban
(a ningún tiempo)’ (Gn. 2:25).
§32.5232 Semejante a lo anterior es el uso de impf. para describir un estado continuo en el
tiempo pasado. ‫ֹּל־הי ִּמים‬
ַ ‫כ‬ ‫‘ ככה ַי ֲעׂשה ִּאיו̇ ב‬Así hacia Job siempre’ (Job 1:5).
§32.5233 Con regularidad el impf. se emplea para el tiempo pasado después de ciertas
conjunciones, ’āz yāšîr môšêh ‘Entonces cantó Moisés’ (Ex. 15:1). weḵol-‘ēśeḇ haśśāḏêh
ṭérem yiṣ māḥ ‘Y ninguna hierba del campo había germinado todavía’ (Gn. 2:5). wā’ôḵal
beṭérem tāḇô’ ‘Y comí antes que tu vinieses’ (Gn. 27:33).
§32.524 En muchísimos casos, el impf. da la impresión de ser un perfecto en todo menos
en la forma, lo cual sugiere que pudo existir alguna vez en el HEB un yqtl perf. (como el
AC iprus). ‫ארץ‬
ַ֣ ̇‫‘ ִּּת ְבל ֵּעַ֣מו‬La tierra los tragó’ (Ex. 15:12, de frecuencia en ese capítulo).
kî ’ăḏabbēr ’el-nāḇôṯ ‘Porque hablé con Nabot” (1 R. 21:6). we’eṯ pṓ‘al YHWH lô’ yabbî́tû
ûma‘ăśêh yāḏāyw lô’ rā’û ‘Y no miran la acción de YHWH, ni consideran la obra de sus
manos’ (Is. 5:12; en los profetas, el impf. con frecuencia se intercambia con el perf.).
’a‘ălêh ’eṯ-ḵem mimmiṣráyim ‘Yo os saqué de Egipto’ (Jue. 2:1).
§32.53 El imperfecto consecutivo se forma por la adición de wāw, pattāḥ, y dāḡēš
ḥāzāq (fuerte) (§27.311). Si el verbo es 1cs (con ‫ א‬preformativa), dāḡēš es rechazado y
pattāḥ se alarga a un qāmāṣ (§15.14). El impf. cons. se puede emplear en muchas de las
situaciones en que se emplea el perf. simple (cf. §32.51). Nótese que el wāw no se puede
separar del verbo, el cual tiene que aparecer primero en la cláusula.
§32.531 Algunas observaciones preliminares pueden ser de ayuda:
§32.5311 El nombre ‘wāw consecutivo’ se basó en la teoría de que estas formas siempre
iban precedidas por un perf. o alguna otra forma verbal, y por tanto seguían en consecución.
Los datos bíblicos no apoyan esto. El término HEB ‫ַה ִּחּפּוְך‬ ‫‘ וו‬wāw del retroceso’, o en
castellano, ‘wāw conversivo’ o ‘wāw inversivo’ son preferibles. Véase Joüon, § 117a, n. 1.
cf. §38.552.
§32.5312 Debe notarse que el imperfecto consecutivo en realidad no es un imperfecto. En
todos los casos en que el yus. HEB se distingue formalmente del imperfecto (§§29.6317,
.6325, .6412), el imperfecto consecutivo toma la forma del yus., excepto que en algunas
formas se produce también un cambio de acentuación (Q40 ‫יקֹּם‬, Qc20 ‫וַ יִֽקם‬, paus. ‫)וַ יקֹּם‬.
Véase la teoría del perf. yqtl, cf. §32.524.
§32.5313 Driver Tenses §70 explica este cambio del acento debido al ‘prefijo pesado · ַ‫’ו‬.

Esto no es convincente, porque toda palabra con ·‫ ַה‬, ·‫ ַב‬, etc., toma el mismo tipo de
‘prefijo’ y el acento nunca se cambia. Además, Driver menciona formas con el mismo
cambio de acento pero sin el · ַ‫ו‬, lo cual deja sin explicación el motivo del cambio (Tenses
§83, obs.).
§32.5314 Joüon compara el imperfecto cons. HEB con el ARAB lam yaqtul y el AC iqtul,
§117c, n. 1.
§32.532 El imperfecto cons. de los estativos por lo general es equivalente al perf. de los
estativos. wayyimmālē’ hoḵmāh ‘Y era lleno de sabiduría’ (1 R. 7:14). ‫‘ וַ יִּ ִּהי‬Y sucedió,
ἐγένετο’ (frecuentemente).
§32.533 El imperfecto cons. de los verbos fientes muchas veces combina la idea de un
tiempo pasado junto con una cierta noción de sucesión con el verbo que le precede (si lo
hay). ûḇe’arba‘ ‘eśrēh šānāh bā’ keḏorlā‘ṓmer … wayyakkû ’eṯrep̄ ā’îm ‘Y en el año
decimocuarto vino Quedorlaomer … y derrotaron a los refaítas’ (Gn. 14:5). ‫ִּכי ׁש ַמ ְעּת‬
‫אכל‬
ַ ֹּ ‫‘ ְלקֹּל ִּא ְׁש ְּתָך וַ ּת‬Por cuanto escuchaste la voz de tu mujer y comiste’ (Gn. 3:17).
hăšāma‘ ‘ām qôl YHWH wayyéḥî ‘¿Ha oído pueblo alguno la voz de YHWH, y ha
sobrevivido?’ (Dt. 4:33). welā́mmāh lô’-šāmá‘tā beqôl YHWH wattá‘aṭ ’el-haššālāl ‘Por
qué, pues, no has obedecido la voz de YHWH y te has lanzado al botín’ (1 S. 15:19).
§32.5331 Cuando no existe la idea de sucesión, el impf. cons. se evita. wayyêṣē’ …
wayyāḇô’ … werāḥēl lāqeḥāh watteśîmēm ‘Y salió … y entró …; pero tomó Raquel los
ídolos y los puso …’ (Gn. 31:33s).
§32.5332 El impf. cons. se evita también si la acción, aunque en realidad sea subsiguiente,
no se presenta así. ‫ִּל ְקר ִּתי‬ ‫‘ וְ הּוא ִּק ְל ַלנִּ י … וְ הּוא־י ַרד‬Me maldijo … pero cuando
descendió [luego] a mi encuentro …’ (1 R. 2:8).
§32.5333 También se evita el imperfecto cons. cuando la segunda acción es simultánea
con la primera. wattehî lāhem halleḇēnāh le’ā́ḇen wehaḥēmēr hāyāh lāhem laḥṓmer ‘Y el
ladrillo les sirvió de piedra, y el asfalto, de argamasa’ (Gn. 11:3).

§32.5334 El imperfecto consecutivo no se emplea cuando se repite un relato. ‫וְ כֹּל־‬ ‫וְ יו̇ אב‬
‫ר־אּתו̇ באּו‬
ִּ ‫‘ ַהצבא ֲאׁש‬Y luego que llegó Joab y todo el ejército que con él estaba’ (ya
habían llegado en el verso anterior, 2 S. 3:22s.).
§32.534 El impf. cons. se usa para expresar una secuencia lógica. lāmāh ’āmártā ’ăḥôṯî
hîw’ wā’eqqaḥ ’ôṯāh lî le’iššāh ‘¿Por qué dijiste: es mi hermana, dando lugar a que yo la
tomara por mujer?’ (Gn. 12:19).
§32.5341 Se puede usar el c20 para resumir un acontecimiento. wayeḵullû haššāmáyim
wehā’ā́reṣ weḵol-ṣeḇā’ām ‘Fueron, pues, acabados los cielos y la tierra, y todo el ejército de
ellos’ (Gn. 2:1).
§32.5342 El c20 se puede usar para dar una explicación. wattiqrā’ šemô môšêh wattố’mer
kî min-hammáyim mešîṯî́hû ‘Y le puso por nombre Moisés, diciendo: ‘porque de las aguas lo
saqué’ ’ (Ex. 2:10).
§32.5343 Con frecuencia se emplea el imperfecto cons. en una narración cuando no se
pretende ningún tipo de frecuencia. ‫וַ יִּ ְׁשכב‬ ‫אכל וַ יֵּ ְׁש ְּת וַ יׁשב‬
ַ ֹּ ‫‘ וַ י‬Y comió y bebió, y
volvió a acostarse’ (1 R. 19:6).

§32.535 El imperfecto cons. puede servir como presente instantáneo. … ‫ֲעב ַ֣דיָך נ ְׂשאּו‬
‫‘ וַ נַ ְק ֵּרב את־ק ְר ַבן יהוה‬Tus siervos han tomado … por lo cual hemos ofrecido a YHWH
ofrenda’ (Nm. 31:49–50).
§32.536 Existen muchos usos relativamente raros que son dignos de mención:
§32.5361 El imperfecto consecutivo se puede usar después del perf. de un verbo estativo
con significado de presente. ‫ּגרו̇ ן‬ ‫‘ ַי ַען ִּכי ג ְבהּו ְבנו̇ ת ִּציו̇ ן וַ ֵּּת ַל ְכנה נְ ֻמיו̇ ת‬Por cuanto las
hijas de Sion se ensoberbecen, y andan con cuello erguido’ (Is. 3:16). ’āháḇtā ṣéḏeq
wattiśnā’ réša‘ ‘Has amado la justicia y aborrecido la maldad’ (Sal. 45:7).
§32.5362 El imperfecto consecutivo tras un imperfecto simple es relativamente raro,
‫‘ ְּת ֻסבינה ֲא ֻלּמ ֵֹּּתיכם וַ ִּּת ְׁש ַּת ֲחוין ַל ֲא ֻלּמ ִּתי‬Y he aquí que vuestras gavillas se pusieron en
derredor y se postraron ante mi gavilla’ (Gn. 37:7). werā’āh šā’ûl kol’îš gibbôr weḵol-ben-
ḥáyil wayya’ asep̄ḗhû ‘Y a todo el que Saúl veía que era hombre fuerte u hombre valiente,
lo juntaba consigo’ (1 S. 14:52).

§32.5363 Un imperfecto consecutivo puede seguir a un participio. ‫ַהק ֵֹּּרא ְל ֵּמי ַהים‬
‫‘ וַ יִּ ְׁש ְּפ ֵּכם‬El que llama a las aguas del mar, y las derrama’ (Am. 5:8).
§32.5364 El imperfecto consecutivo puede seguir a un infinitivo constructo. kahărîmî qôlî
wā’eqrā’ ‘Cuando alcé mi voz y grité’ (Gn. 39:18).
§32.5365 El imperfecto consecutivo puede seguir a un perfecto profético y tener la misma
fuerza, kî-yéleḏ yullaḏ-lā́nû bēn nittan-lā́nû wattehî hammiśrāh ‘al-šiḵmô ‘Porque un niño
nos ha [= será] nacido, hijo nos es dado, sobre cuya espalda reposará el principado’ (Is.
9:5).

§32.5366 Se puede emplear el impf. cons. en una oración condicional. ‫לּולי ִּמ ַה ְר ְּת‬
ֵּ
‫אתי‬
ִּ ‫‘ וַ ּתבו̇ ת ִּל ְקר‬Si no te hubieras apresurado en venir a mi encuentro’ (1 S. 25:34).
§32.54 El perfecto consecutivo se puede formar por la adición de ְ‫ ו‬a un verbo perfecto.
Se produce un cambio de acento tónico en los verbos que tienen penúltima cerrada y última
abierta, dando lugar a que la última lleve el acento. Si la forma verbal no permite un
cambio del acento, sólo se puede identificar el perf. cons. por el contexto. El efecto del wāw
(y el cambio de acentuación) son para dar al verbo la fuerza de un impf. Cf. Driver, Tenses,
§105ss.
§32.541 El perf. cons. se puede usar sin anteponerle otro verbo (cf. §32.5311). ’ănî
YHWH wehôṣē’ṯî́ ’eṯḵem ‘Yo soy YHWH y os sacaré’ (Ex. 6:6). ‫וְ היה ְב ֵּתת יהוה לנּו‬
‫‘ את־הארץ‬Y cuando YHWH nos haya dado la tierra’ (Jos. 2:14). we’ăhaḇtem ’eṯ-haggēr
‘Amaréis, pues al extranjero’ (Dt. 10:19). hēn-rabbî ‘attāh ‘am hā’ā́reṣ wehišbattem ’ôṯām
missiḇlôṯām ‘He aquí el pueblo de la tierra es ahora mucho, y vosotros les hacéis cesar de
sus tareas’ (Ex. 5:5).
§32.542 El perfecto consecutivo tambien se puede emplear después de un imperfecto,
sirviendo frecuentemente como un tiempo futuro. ‫וְ ַא ְברהם היו̇ ה יִּ ְהיה ְלגו̇ י ּגדו̇ ל‬
‫‘ וְ עצּום וְ נִּ ְב ְרכּו בו̇ כֹּל ּגו̇ יֵּ י הארץ‬Y será Abraham una nación grande y fuerte, y serán
benditas en él todas las naciones de la tierra’ (Gn. 18:18).
§32.5421 El perf. cons. puede seguir a un impf. que denote acción frecuente o habitual.
‘al-kēn ya‘ăzoḇ-’îš ’eṯ-’āḇîw we’eṯ-’immô weḏāḇaq be’ištô wehāyû leḇāśār ’eḥāḏ ‘Por tanto,
dejará el hombre a su padre y a su madre, y se unirá a su mujer, y serán una sola carne’
(Gn. 2:24. Esta es una enunciación general sobre cualquier hombre). ‫ִּמן־‬ ‫וְ ֵּאד יַ ֲעלה‬
‫ל־ּפנֵּ י ַה ֲאדמה‬
ְ ‫‘ הארץ וְ ִּה ְׁשקה אה־כ‬Y subía de la tierra un vapor, el cual regaba toda
la tierra’ (Gn. 2:6).
§32.5422 El perf. cons. puede seguir a un impf. que se use con valor hipotético o modal.
we’im-yēḥāḇe’û berô’š hakkarmel miššām ’ăḥappēś ûleqaḥtîm ‘Y si se escondiere en la
cumbre del Carmelo, allí los buscaré y los tomaré’ (Am. 9:3).

§32.543 Se puede emplear el perf. cons. después de un imperativo. ‫ֲע ֵּׂשה ְלָך ֵּּת ַבת‬
‫‘ ֲע ֵּצי־גפר … וְ ַכ ַּפ ְרּת אֹּתּה‬Hazte un arca de madera de gofer … y la calafatearás’ (Gn.
6:14).

§32.544 El perfecto consecutivo puede aparecer después de un yusivo. … ‫יְ ִּהי ְמאֹּרו̇ ת‬
‫‘ וְ היּו ְלאו̇ תו̇ ת‬Haya lumbreras … que sirvan de señales’ (Gn. 1:14s.). ’alnā’ tiqberḗnî
bemiṣráyim wešāḵaḇtî́ ‘im-’ăḇôṯay ‘Te ruego que no me entierres en Egipto, mas cuando
duerma (déjame) con mis padres’ (Gn. 47:29s.).
§32.545 El perf. cons. se puede emplear después de un cohort. we‘attāh leḵāh niḵreṯāh berîṯ
… wehāyāh le‘ēḏ ‘Ven, pues, ahora, y hagamos pacto … y sea por testimonio’ (Gn. 31:44).
’ălaqŏṭāh-nnā’ we’āsap̄tî bā‘ǒmārîm ‘Te ruego que me dejes recoger y juntaré (= déjame
juntar) tras los segadores’ (Rt. 2:7).
§32.546 Se puede emplear el perf. cons. tras un participio. hinenî mēḇî’ ’eṯ-hammabbûl
máyim ‘al-hā’ā́reṣ … wehăqîmôṯî́ ’eṯ-berîṯî ’ittāḵ ‘Y he aquí que yo traigo (= voy a traer) un
diluvio de aguas sobre la tierra … mas estableceré mi pacto contigo’ (Gn. 6:17s.).
§32.547 El perf. cons. puede seguir a un perf. māná‘tî mikkem ’eṯ-haggéšem …
wehimṭartt ́ ‘al-‘îr ’aḥāṯ we‘al-‘îr ’aḥaṯ lô’ ’amṭîr ‘Os detuve la lluvia … e hice llover (Hc
14) sobre una ciudad, y sobre otra ciudad no hice llover (H24)’ (Am. 4:7); nótese el
intercambio del perfecto consecutivo y el imperfecto simple.
§32.5471 El perf. cons. puede seguir a un perf. profético. hinnēh bēráḵtî ’ôṯô wehip̄ rēyṯî
’ôṯô wehirbēyṯî́ ’ôṯô ‘He aquí que le he bendecido (= le bendeciré), y le haré fructificar y le
multiplicaré’ (Gn. 17:20. Nótese el acento en las formas de perf.).
§32.548 El perf. cons. se usa tras un impf. precedido de ciertas partículas y conjunciones.
De hecho, en tales casos, es muy raro que un impf. se repita; la preferencia parece a favor
del perf. cons. Cf. Driver, Tenses §§ 115s.
§32.549 El wāw simple o conjuntivo puede ser usado con el perfecto. No se produce
cambio de acento ni inversión del sentido. wa’ănî zāqántî weśáḇtî ‘Y en cuanto a mí, yo
(soy) viejo y lleno de canas’ (1 S. 12:2).
§32.6 Permansivo. Omitido en HEB.
§32.7 Ventivo. Omitido en HEB.
§32.8 A partir de la raíz básica de un verbo, pueden formarse varias estructuras
derivadas (§28). Es esencial entender el significado de estas estructuras para la traducción y
la exégesis.
§32.81 La estructura D (cf. §28.2) básicamente indica una acción que incluye repetición
o continuidad de la actividad. ‫‘ ִּב ַק ְׁש ִּּתי‬Busqué’, ‫‘ ִּׁש ֵּבר‬él destrozó, rompió a pedazos’,

‫דבר‬
ֵּ ‘él habló’, ‫‘ ִּל ַּמ ְדּת‬enseñaste’. Ges. §52f.
§32.811 La estructura D, de un verbo activo (fientivo) frecuentemente tiene valor
causativo. Compare lāmaḏ ‘él aprendió’ y limmēḏ ‘él hizo aprender, él enseñó’. ûlemaḏtem
’ôṯām ‘Y aprendedlos’ (Dt. 5:1); limmaḏtî ’eṯḵem ḥuqqîm ûmišpāṭîm ‘os he enseñado
estatutos y decretos’ (Dt. 4:5).
§32.812 La estructura D de los verbos estativos frecuentemente es factitiva o causativa.
‫‘ מ ֵּלא‬Estaba lleno’; ‫אתי‬
ִּ ‫‘ מ ֵּל‬yo llené’. ‫רּוח ח ְכמה‬
ַ ‫אתיו‬
ִּ ‫‘ ֲאׁשר ִּמ ֵּל‬a quienes yo he
llenado (de) espíritu de sabiduría’ (Ex. 28:3).
§32.813 Frecuentemente la estructura D tiene sentido forense, en especial con ciertos
verbos. ‫יְ הּודה‬ ‫‘ ִּצ ְדקה נַ ְפׁשּה ְמ ֻׁשבה יִּ ְׂשר ֵּאל ִּמבֹּגֵּ דה‬Se ha mostrado más justa la
rebelde Israel que la desleal Judá’ (Jer. 3:11). kî-ḥāp̄ áṣtî ṣaddeqékkā ‘Porque yo te quiero
justificar (= declararte justo)’ (Job 33:32).
§32.814 La estructura D se emplea para formar ciertos verbos denominativos (e.d. verbos
que se forman a partir de sustantivos), e.g. ‫‘ ֵּׁש ֵּרׁש‬él desarraigó, extirpó’, ‫‘ ִּׁש ֵּלׁש‬él lo hizo

tres veces, triplicó, dividió en tres partes, hizo por tercera vez’, ‫‘ ִּכ ֵּהן‬él ejerció el
sacerdocio’. Ges. §52h.
§32.815 Con regularidad, la estructura Dp (pu‘al), como pasivo de la estructura D,
expresa la pasiva de los varios matices de la D activa.

§32.82 La estructura H (cf. §28.3) básicamente expresa la idea de causación. ‫בו̇ א‬

‘Entrar’, ‫‘ ֵּה ִּביא‬él hizo entrar, trajo’; ‫‘ יצא‬él salió’, ‫‘ הו̇ ִּצא‬él hizo salir, mandó fuera’.

§32.821 Generalment, la estructura H de un verbo intransitivo o estativo viene a ser


transitiva. ‫‘ ׁשּוב‬Volver (se), retroceder’, ‫(‘ ֵּה ִּׁשיב‬de) volver (trans.), hacer

volver/retroceder’. ‫( נגד‬sin usar en Q, pero probablemente sería ‘ser visible, conspicuo’, cf.

‫)נִֽגד‬, ‫‘ ִּהּגִּ ד‬hacer conspicuo, revelar, anunciar, indicar’. Nótese lo siguiente: ‫‘ ִּה ְק ִּריב‬él
acercó’, ‫‘ הע ִּמיק‬él hizo hondo’, ‫‘ ה ֱחיה‬él hizo vivir, revivió’ BDB 616s.

§32.8211 La estructura H de un verbo estativo puede indicar el paso a un estado, o


demostración del mismo. ‫‘ ִּהזְ ְַּקנְ ִּּתי‬He ido envejeciendo’, ‫‘ ִּה ְׂש ִּכיל‬él obró con prudencia’.

§32.8212 La estructura H de un estativo, puede simplemente hacerlo fientivo (activo).


‫יטיב‬
ִּ ‫‘ ִּה‬Él hizo bien’, ‫‘ ִּה ְׁש ִּחית‬él obró mal’, ‫‘ ִּה ְרבה‬él multiplicó, engrandeció’, ‫ִּה ְמ ִּעיט‬
‘él redujo, bajó’.
§32.8213 La estructura H de algunas palabras es intransitiva, pero sólo en su traducción.
‫‘ ִּה ְק ִּׁשיב‬Él escuchó’ (= hizo extender [la oreja]), ‫‘ ֵּה ִּׁשיב‬él respondió’ (= hizo volver [una
palabra]). Joüon §54e.

§32.822 La estructura H expresa un sentido forense, especialmente con los verbos ‫ צדק‬y

‫רׁשע‬. wehiṣdî́qû ’eṯ-haṣṣaddîq wehiršî́‘û ’eṯ-hārāšā‘ ‘Y estos (los jueces) absolverán


(declararán justo) al justo, y condenarán (declararán culpable) al culpable’ (Dt. 25:1).
§32.8221 La estructura H puede sugerir la idea de pensar o estimar un estado o condición.
‫‘ ֵּה ַקל‬él despreció’ (2 S. 19:44).

§32.8222 Nótese estos significados extraordinarios: ‫‘ ִּה ְׁש ִּאיל‬él consintió (= permitió ser

preguntado)’, ‫‘ לוה‬él tomó prestado’, ‫‘ ה ְלוה‬él prestó (= permitió tomar prestado)’.

§32.823 La estructura H se emplea para formar ciertos verbos denominativos. ‫ימין‬


ִּ ‫‘ ֵּה‬Él
fue (ir) a/por la derecha’, ‫‘ ִּה ְׂש ְמ ִּאיל‬él fue a/por la izquierda’; maqrîn map̄ rîs ‘teniendo
cuernos (y) pezuñas’ (Sal. 69:32).
§32.824 La Hp pasiva (hof‘al) es generalmente el pasivo de la estructura H.
§32.83 La estructura N (cf. §28.4) pudo ser, originalmente, reflexiva (cf. ARAB) o
pasiva (cf. AC). Las formas de la estructura N del HEB más temprano parecen haber sido
reflexivas. ‫‘ נִּ ְׁש ַמר‬Él se cuidó, se guardó’, ‫‘ נִּ ְס ַּת ְר ִּּתי‬me escondí’, y posiblemente

‫‘ נִּ ְׁש ַב ְע ִּּתי‬juré, conjuré (= me hice siete [¿?])’.


§28.831 La estructura N ha reemplazado a la Q pasivo en HEB bíblico, y frecuentemente
se traduce por pasiva. ‫ַנ ֲעׂשה‬ ‫ל־אׁשר‬
ֲ ‫דכי י ַדע את־כ‬
ַ ‫‘ ּומ ְר‬Y Mardoqueo supo todo lo que
se había hecho’ (Est. 4:1).

§32.832 A veces la estructura N es semejante a la voz media del GR. ‫‘ נִּ ְׁש ַאל‬Él ha
pedido permiso (para sí mismo)’ (1 S. 20:6).

§32.833 La estructura N a veces es recíproca. ‫‘ נִּ ְל ֲחמּו‬Ellos lucharon entre sí mismos’.

§32.834 La estructura N puede expresar una idea tolerada o permitida. ‫ַה ִּאדרׁש‬
‫¿‘ ִּאד ֵּרׁש להם‬Acaso he de ser yo en modo alguno consultado por ellos?’ (Ez. 14:3).
§32.84 La estructura HtD (cf. §28.5) es básicamente reflexiva (Ht-) e iterativa (D-).
‫‘ ִּה ְתה ַל ְכ ִּּתי‬Anduve de un lado para otro’, ‫‘ ִּה ְת ַח ֵּבא‬él se escondió’.

§32.841 La estructura HtD puede ser recíproca. ‫ִּּת ְתראּו‬ ‫¿‘ לּמה‬Por qué os estáis
mirando?’ (Gn. 42:1).
§32.842 La estructura HtD puede ser reflexiva y forense o putativa. ‫‘ וְ ִּה ְתחל‬Y fíngete

(impv.) enfermo’ (2 S. 13:5). ‫‘ ִּמ ְתַי ֲה ִּדים‬Pretendiendo ser judíos’ (o posiblemente


‘llegando a ser judíos’).

§32.843 La estructura HtD puede ser reflexiva y factitiva. ‫‘ ִּה ְתּגַ ֵּדל‬Él se hizo grande, se
jactó, manifestó grandeza’.
§32.844 La estructura HtR (§28.121, §28.7) expresa acción con sentido circular,
repetitivo, etc., por parte del sujeto del verbo. wattiṯḥalḥal hammalkāh me’ôḏ ‘Y la reina se
angustió (progresivamente) en gran manera’ (Est. 4:4).
§33. El sujeto del verbo queda patente por la morfología verbal (§27. ss.). Sin
embargo, para dar más énfasis o mayor claridad (esp. en la 3a persona), el sujeto se puede
definir aún más. El sujeto expreso de un verbo puede ser:
• Un sustantivo, §33.1
• Un grupo de sustantivos (sujeto compuesto), §33.12
• Una frase sustantival, §33.13
• Una cláusula sustantival, §33.6
• Un pronombre, §33.2
• Un adjetivo usado sustantivalmente, §33.3
• Un participio, §33.4
• Un infinitivo constructo, §33.5
• Un infinitivo absoluto, §33.7
Para el caso de un sustantivo en constructo con un verbo finito, cf. §35.7.
§33.1 El sujeto expreso puede ser un sustantivo, que suponemos (a partir de estudios
comparativos) que está en nominativo (§25.3). wayye’ěhaḇ ‫’ ַהּמלְך‬et’estēr ‘Y él, e.d. el
rey, amó a Ester’ (Est. 2:17). Simplemente traducimos un sujeto expreso como sujeto, ‘y el
rey amó …’.
§33.11 Generalmente, el verbo y su sujeto expreso están en concordancia (e.d.,
concuerdan en persona, género y número). ‫ְלא ְס ֵּּתר‬ ‫‘ וַ י ֹּאמר ַהּמלְך‬Y dijo el rey a Ester’
(Est. 9:12). ‫א ְס ֵּּתר‬ ‫‘ וַ ַּ֣ת ֹּאמר‬Y dijo Ester’ (Est. 9:13). ‫אמרּו ַנ ֲע ֵּרי ַהּמלְך‬
ְ ֹּ ‫‘ וַ י‬Y dijeron los
criados del rey’ (Est. 2:2). ‫ׂשרו̇ ת‬ ‫אמ ְרנה‬
ַ֣ ַ ֹּ ‫‘ ּת‬Dijeron (las) princesas’ (Est. 1:18).
§33.111 En algunas circunstancias puede haber una falta de concordancia.
§33.1111 A un sujeto plural puede corresponder un verbo en singular, particularmente si
el verbo viene antes que y está separado del respectivo sujeto. ‫ֲאנ ִּׁשים‬ ‫‘ וַ יבו̇ א ֵּא ַלי‬Y
vinieron a mí algunos varones’ (Ez. 14:1). wayyippōl miyyiśrā’ēl šelōšîm ’élep̄ raḡlîm ‘Pues
cayeron de Israel treinta mil hombres de a pie’ (1 S. 4:10). we‘ānāh ’iyyîm ‘Y responderán
las islas’ (Is. 2:17).
§33.1112 Con frecuencia un sujeto femenino se encuentra unido a un verbo masculino.
‫‘ וַ י ֱחמּו ַהצֹּאן‬Así concebían las ovejas’ (Gn. 30:39; cf. wattēláḵnā haṣṣō’n en el mismo
versículo), hā’éḇen hazzō’ṯ … yihyêh bêyṯ ’ělôhîm ‘Esta piedra … será casa de Dios’ (Gn.
28:22). ‫ח ְרבה‬ ‫‘ ע ֵּריכם יִּ ְהיּו‬Vuestras ciudades estarán desiertas’ (Lv. 26:33). weḵol-
hannāšîm yittenû yeqār leḇa‘ălêyhen ‘Y todas las mujeres darán honra a sus maridos’ (Est.
1:20).
§33.1113 Si el sujeto es morfológicamente masculino o femenino, pero al contrario en
cuanto al significado, la concordancia viene marcada por el significado. ‫חכם‬ ‫היַ ה ק ַֹּ֣הלת‬
‘Sabio fue el predicador [f, en forma; m, en significado]’ (Ec. 12:9).
§33.1114 Si el sujeto expreso es un sustituto de la 1a persona, el verbo puede darse
también en la persona. ‫ֲא ַׁש ֲחרך‬ ‫ף־רּוחי ְב ִּק ְר ִּבי‬
ִּ ‫( נַ ְפ ִּׁשי ִּאּוִּ ִּיתָך ַב ַליְ לה ַא‬nótense los
verbos que están en 1a persona) ‘Mi alma (= yo) te anhela en la noche, también mi espíritu,
en mi interior te rebusca (lit. yo te busco)’ (Is. 26:9). qôlî ’el-YHWH ’eqrā’ ‘Con mi voz (=
yo) a YHWH clamo (Q24)’ (Sal. 3:5). Estos no se deben considerar como construcciones
de ‘casus pendens’.

§33.1115 A veces falta la concordancia con la expresión -‫ל‬ ‫‘ היו̇ ה‬pertenecer a; server’.
‫‘ ּתו̇ רה ַא ַחת יִּ ְהיה לאזְ רח‬La misma ley será para el natural …’ (Ex. 12:49). ’arba‘
yāḏôṯ yihyêh lāḵem ‘Las cuatro partes (lit. manos) serán para vosotros’ (Gn. 47:24).

§33.1116 Generalmente el sustantivo ‫ ֱאֹלהים‬es usado con un verbo sing. cuando el


significado es ‘Dios’ (en lugar de ‘dioses’), a excepción del caso en que la palabra es dicha
por o para un pagano. ‫ֹלהים‬
ִּ ‫ֱא‬ ‫‘ וַ י ֹּאמר‬Y dijo Dios’ (Gn. 1:3 y otros), ’ělôhîm ’ăšer yêleḵû
lip̄ānếynû ‘dioses que vayan delante de nosotros’ (Ex. 32:1). Nótense las palabras de
Jezabel, kōh ya‘ăśûn ’ělôhîm ‘así me hagan (los) dioses’ (1 R. 19:2), o las palabras de
Abram a Abimelec, ka’ǎšer hiṯ‘û ’ôṯî ’ělôhîm mibbêyṯ ’āḇî ‘cuando Dios me hizo salir
errante de la casa de mi padre’ (Gn. 20:13).
§33.112 Si el suj. es colectivo, se puede emplear un verbo pl. con un sustantivo sing.
‫‘ ֲאׁשר ּת ַ֣ב ֹּאן ַהצֹּאן ִּל ְׁשּתו̇ ת‬Donde venía a beber la manada’ (Gn. 30:38). wehā‘ām nā́sû
‘Y huyó el pueblo’ (1 Cr. 11:13, pero cf. wehā‘ām nās 2 S. 23:11). ‫יִּּפלּו‬
ְ ַ‫ו‬ ‫וַ יַ ְרא כל־העם‬
‘Y vio (sg.) todo el pueblo, y se postraron (pl.)’ (1 R. 18:39).
§33.12 El sujeto expreso puede ser un grupo de sustantivos (e.d. un suj. compuesto,
§30.113). ‫ִּל ְׁשּתו̇ ת‬ ‫‘ וְ ַהמלְך וְ המן י ְׁשבּו‬Y el rey y Amán se sentaron a beber’ (Est. 3:15).
kî nimkárnû ’ănî we‘ammî ‘Porque hemos sido vendidos, yo y mi pueblo’ (Est. 7:4). ‫וְ ַא ְּת‬
‫אבדּו‬
ֵּ ֹּ ‫ּובית א ִּ ַ֣ביָך ּת‬
ֵּ ‘Mas tú y la casa de tu padre pareceréis’ (Est. 4:14).
§33.121 Si el suj. compuesto se contempla como entidades separadas, el verbo por lo
general estará en plural. ‫עלּו‬ ‫‘ מׁשה ַא ֲהר ֹּן וְ חּור‬Moisés, Aarón y Hur subieron (pl.)’
(cada uno subió) (Ex. 17:10).
§33.122 Si el sujeto compuesto forma una idea unitaria, el verbo está generalmente en
singular. śaq wā’ḗp̄er yuṣṣa‘ lārabbîm ‘Cilicio y ceniza [ambos, no el uno ni el otro] era la
cama de muchos’ (Est. 4:3). réwaḥ wehaṣṣālāh ya‘ămōḏ ‘Respiro y liberación vendrá’ (Est.
4:14). késep̄ wezāhāḇ yirbêh-llāḵ ‘La plata y el oro (= riqueza) se te multiplique’ (Dt. 8:13).
§33.123 Cuando el suj. compuesto está mezclado en género o número, generalmente el
verbo concierta con el suj. más cercano. ‫וְ ַא ֲהר ֹּן‬ ‫‘ וַ ְּת ַד ֵּבר ִּמ ְרים‬Y María y Aarón hablaron’
(Nm. 12:1, pero wayyō’merû en 12:2). wattiggaš gam lē’āh wîylādéyhā ‘Y vino (f.s.) Lea y
sus niños’ (Gn. 33:7, la palabra que sigue es m.p. wayyištaḥăwû).
§33.124 Si el sujeto compuesto es considerado como un suj. acompañado por otro, el
verbo concuerda con el sujeto principal. ‫בניה‬ ‫ּוׁשנֵּ י‬
ְ ‫‘ וַ ִּּתש ֵּאר ִּהיא‬Y quedó ella y sus dos
hijos [juntos con ella]’ (Rt. 1:3). gam-’ănî wena‘ărôṯay ’āṣûm ‘Yo también ayunaré y
(juntas conmigo) mis doncellas (Est. 4:16). yāḇô’ hamméleḵ wehāmān … ’el-hammištêh
‘venga el rey y (junto con él) Aman al banquete’ (Est. 5:4).

§33.125 Si el sujeto es distributivo, el verbo generalmente es plural. ‫אל־‬ ‫אמרּו ִּאיׁש‬


ְ ֹּ ‫וַ י‬
‫‘ א ִּחיו‬Y dijeron cada uno a sus hermanos (el uno al otro)’ (Gn. 37:19). ’ăšer lô’ yišme ’û
’îš śep̄aṯ rēyḗhû ‘Para que ninguno escuche (= entienda) cada habla de su compañero’ (Gn.
11:7). ḥiḡrû ’îš ’eṯ-ḥarbô ‘Cíñase cada uno su espada’ (1 S. 25:13).

§33.126 Cuando el suj. es dual, la concordancia es irregular. ‫י ַדיִּ ם‬ ‫‘ יִּ ְרּפּו‬Las manos se le
debilitaron (= su coraje/valor faltó)’ (2 S. 4:1). ‫ִּּת ְרּפַ֣ינה‬ ‫‘ י ַדיִּ ם‬Toda mano se debilitará’
(Is. 13:7). ’ê nay tir’é nā ‘Mis ojos verán’ (Miq. 7:10). weṯáḥaz beṣiyyôn ‘êyneynû ‘Y vean
y y h

nuestros ojos su deseo en Sión’ (Miq. 4:11).


§33.13 El suj. puede ser un sustantivo modificado, e.d. un sustantivo con un pron. suf.,
o un sustantivo en anexión (cstr.). ‫ַהּמלְך‬ ‫‘ נ ְדדה ְׁשנַ ת‬Se le fue el sueño al rey’ (Est. 6:1).
wayyō’merû ’aḇḏêy hamméleḵ ‘Y los siervos del rey dijeron’ (Est. 3:3). ‫וְ ִּהנֵּ ה ְתבינה‬
‫‘ ֲא ֻלּמ ֵֹּּתיכם‬Y he aquí … vuestras gavillas se ponían alrededor’ (Gn. 37:7).
§33.131 El verbo puede concertar con cualquiera de los sustantivos en cstr., y también se
aplican las observaciones hechas en §§33.111 ss. kaḏ (f.) haqqémaḥ (m.) lô’ ḵālā́ṯā (f.),
weṣap̄áḥaṯ (f.) haššémen (m.) lô’ ḥāsēr (m.), ‘La harina de la tinaja no escaseó, ni el aceite
de la vasija menguó’ (1 R. 17:16). ‫ַּת ֲער ֹּג‬ ‫‘ ַב ֲהמו̇ ת ׂשדה‬Bestias (m.p.) del campo (m.s.)
bramarán (f.s.) …’ (Jl. 1:20).

§33.133 Cuando el suj. expreso consta de un sustantivo en cstr. con ‫כֹּל‬, generalmente el

verbo concierta con el sustantivo regido (nomen rectum). ‫ל־הנ ִּׁשים‬


ַ ‫כ‬ ‫‘ וַ ֵּּתצַ֣אן‬Y todas las
mujeres salieron’ (Ex. 15:20). kōl hannešāmāh tehallēl yāh ‘¡Todo lo que respire alabe a
Jah!’ (Sal. 150:6). Ex. 12:16 nos da una excepción rara, kol-melā’ḵāh lô’-yē‘āśêh ‘ninguna
obra se hará’.

§33.134 El suj. puede ser un sustantivo modificado por el partitivo ‫ ִּמן‬. ‫י ְצאּו ִּמן־העם‬
‫‘ ִּל ְלקֹּט‬Algunos del pueblo salieron a recoger’ (Ex. 16:27).
§33.2 El suj. expreso puede ser un pronombre. Para el uso de los pronombres
personales, véanse §§32.111–.113.

§33.21 El suj. puede ser un pronombre personal. ‫ה־לי‬


ִּ ‫נ ְתנ‬ ‫‘ ִּהוא‬Ella me dio’ (Gn.
3:12). ‫ע ֵּקב‬ ‫‘ הּוא יְ ׁשּופָך רֹּאׁש וְ ַאּתה ְּתׁשּופנּו‬Ésta (él) te herirá en la cabeza, y tú le
herirás en el calcañar’ (Gn. 3:15).
§33.211 El uso del pron. pers. como sujeto expreso no es muy común. Con frecuencia
indica un énfasis particular. Repase §§32.111–.113.

§33.212 Nótese lo siguiente: ‫ְׁשנֵּ יהם‬ ‫‘ וַ יִּ ּתלּו‬Y los dos fueron colgados’ (Est. 2:23).

§33.23 El suj. expreso puede ser un pronombre interrogativo. ‫ְלָך‬ ‫¿‘ ִּמי ִּהּגִּ יד‬Quién te
enseñó?’ (Gn. 3:11). ‫ה־נ ֲעׂשה‬
ַ ‫¿‘ ַמ‬Qué se hizo?’ (Est. 6:3).

§33.24 El suj. expreso puede ser un pronombre indefinido. ‫בּה‬ ‫ה־יעׂשה‬


ֵּ ‫ּומ‬
ַ … ‫ְל ַד ַעת‬
‘Para saber … cómo la trataban’ (Est. 2:11).

§33.25 El suj. expreso puede ser un pronombre demostrativo. ‫הּוא‬ ‫‘ וְ ַנ ֲהפו̇ ְך‬Y sucedió
lo contrario’ (Est. 9:1).
§33.26 El suj. expreso puede ser un pronombre relativo. Esto es muy común en las
cláusulas relativas. ‫הגְ לה‬ ‫‘ ֲאׁשר‬El cual había sido transportado’ (Est. 2:6). mela’ḵtô ’ăšer
’āśāh ‘La obra que hizo’ (Gn. 2:2).4

§33.261 Con frecuencia el pron. rel. sirve como relativo y su antecedente (e.d.: ‘el que’
‘aquel que’ etc.), y a veces actúa así como sujeto del verbo. ‫ַב ֵּסתר‬ ‫יתי‬
ִּ ‫ר־ע ֵּׂש‬
ֻ ‫‘ ֲאׁש‬Yo que
era formado (Dp14, prob. originalmente Qp14) en lo secreto’ Sal. 139:15).
§33.4 El suj. expreso puede ser un participio. Generalmente tal uso indica un suj.
general o indeterminado. ‫נס‬ ‫‘ לֹּא ינּוס‬No habrá quién huya’ (Am. 9:1). ‫ַהׁש ֵֹּּמ ַע‬
‘cualquiera que oyere’ (Ez. 33:4). kî ’im-bezō’ṯ yiṯhallēl hammiṯhallēl ‘Mas alábese en esto
el que hubiere de alabar’ (Jer. 9:24).

§33.41 Un ptcp. que actúa como verbo generalmente tiene su propio sujeto expreso. ‫ִּמי‬
‫¿“ יו̇ ֵּד ַע‬Quién sabe?’ (Est. 4:14). ’êyn ’estēr maggéḏeṯ môlaḏtāh ‘Ester no había declarado
su parentela’ (Est. 2:20). weḵol-‘aḇḏêy hamméleḵ … kôre‘îm ‘Y todos los siervos del rey …
se inclinaban’ (Est. 3:2).
§33.5 El sujeto expreso puede ser un infinitivo constructo. Usualmente es parte de una
cláusula nominal (cf. §33.6). ‫יהוה‬ ‫הּוחל ִּל ְקרֹּא ְב ֵּׁשם‬
ַ ‫‘ אז‬Entonces se comenzó a
invocar el nombre de YHWH’ (Gn. 4:26). Según Davidson, Hebrew Syntax, §90, Rem. 1,
el inf. cstr. en tales casos siempre va prefijado con -‫ל‬.

§33.51 El inf. cstr. puede tomar un sujeto expreso en nominativo (¿acusativo?) o en


genitivo.
§33.511 En numerosos textos, está claro que el sujeto no está en estado cstr., así que se
entiende como nom. (o acus.). ‫ְלָך‬ ‫( ְבה ִּנ ַיח יהוה ֱאֹלהיָך‬note behā-) ‘Cuando YHWY tu
Dios te dé descanso’ (Dt. 25:19). leḇiltî hakkôṯ-’ôṯô kol-môṣe ’ô ‘Para que no lo hiriera
nadie que lo hallase’ (Gn. 4:15). ‫הר ֵֹּּצ ַח‬ ‫‘ לנֻ ס ׁשּמה‬Para que el homicida se refugie allá’
(Nm. 35:6).
§33.512 En otros pasajes, el sujeto del inf. cstr. tiene que estar en genitivo (e.d.
constructo, o con pron. suf). ̇‫‘ ְבמ ְלכו‬Cuando él había reinado’ (1 S. 13:1). biśena’ṯ YHWH
’ôṯā́nû ‘Porque YHWY nos aborrece’ (Dt. 1:27).

4
LaSor, W. (2001). Manual de hebreo bíblico, volumen 2: Un método inductivo basado en el texto
hebreo del libro de Ester (pp. 178–250). Bogotá, Colombia: Centros de Literatura Cristiana.
§33.513 En varios casos no es posible determinar ni por la puntuación ni por el orden de
las palabras, si el sujeto del inf. cstr. es nominativo (acusativo) o genitivo. Cf. Joüon §124h.
Por supuesto, la terminología de los casos procede de nuestro trasfondo grecolatino.
§33.6 El sujeto expreso puede ser una cláusula nominal (e.d. una oración que hace las
veces de un sustantivo; lo distinguimos de una cláusula verbal, §31). ‫א־י ֲעׂשה ֵּכן‬
ֵּ ֹּ ‫ל‬
‫‘ ִּב ְמקו̇ ֵּ ַ֣מנּו ל ֵּתת ַה ְצ ִּעירה ִּל ְפנֵּ י ַה ְב ִּכירה‬No se hace así en nuestro lugar, que se dé la
(hija) menor antes de la mayor’ (Gn. 29:26).
§33.61 Con frecuencia tales cláusulas nominales están implícitas en una oración donde
se emplea el impersonal ello o allí con el verbo, e.g. ‘¡Cuán delicioso es habitar los
hermanos juntos en armonía!’ (Sal. 133:1). Si preguntamos ¿quién? o ¿qué? es delicioso, la
cláusula nominal lo contestará. Estudie estos ejemplos: welô’ yûḵal lirō’ṯ ’eṯ-hā’ ā́reṣ ‘de
modo que no pueda verse la tierra’ (Ex. 10:5). ’ēṯ kol-’ăšer tō’mar yinnāṯen lāh ‘Cualquier
cosa que ella deseaba se le concedía’ (Est. 2:13). ‫או̇ ר‬ ‫‘ יְ ִּהי‬Sea la luz’ (Gn. 1:3).
§33.7 El sujeto expreso puede ser un infinitivo absoluto. Este uso es muy escaso.
‫ּומה־יו̇ ִּכ ַיח הו̇ ֵּכ ַח ִּמכם‬
ַ ‘Pero ¿qué reprende la censura vuestra?’ (Job. 6:25).
§34. El complemento del verbo. Algunos verbos requieren una palabra o palabras
para complementar el predicado, cf. §30.122, §30.22. ‘Se desmayó’ es un predicado
completo, pero ‘él tiró’ nos deja esperando oír el resto de la anunciación.
§34.1 El complemento puede ser objeto directo de un verbo transitivo (§30.3391). De
los estudios semíticos comparados, asumimos que está en acusativo.
§34.11 El obj. dir. generalmente es un sustantivo o un pronombre. gam vaštî ‘āśeṯāh
mištēh nāšîm ‘asimismo Vasti hizo banquete para las mujeres’ (Est. 1:9). ‫ֹלהים‬
ִּ ‫וַ ַי ַעׂש ֱא‬
‫‘ את־הר ִּק ַיע‬Y Dios hizo el firmamento’ (Gn. 1:7). ‫‘ לֹּא נְ ַג ֲענּוָך‬No te hemos tocado’ (Gn.
26:29).

§34.111 El obj. dir. puede ser un adjetivo usado como sustantivo. ‫ֲאׁשר־עׂשה ִּא ְּתָך‬
‫ת־הנְ ו̇ ראֹּת ה ֵּאלה‬
ַ ‫ת־הּגְ ד ֹֹּלת וְ א‬
ַ ‫‘ א‬Que ha hecho contigo estas (cosas) grandes y
terribles’ (Dt. 10:21).
§34.112 El obj. dir. puede ser un participio usado como sustantivo, cf. hannôrā’ôṯ en el
ejemplo previo.

§34.113 La partícula ‫ת־׀את‬


ֵּ ‫׀א‬-‫ אֹּת‬se emplea, por regla general, cuando el obj. dir. es
determinado (§30.3144). Nótense los ejemplos en §34.11.
§34.1131 Se considera que una palabra está determinada si es una de las siguientes:
• Un nombre propio o una expresión que equivalga:
• Un sustantivo con artículo determinado;
• Un sustantivo con un sufijo pronominal;
• Un sustantivo en constructo que lleva una palabra determinada;
• Un sustantivo al que se antepone un ‫‘ כֹּל‬cada’;
• Un pronombre demostrativo;
• El pronombre interrogativo ‫(¿‘ ִּמי‬a) quién?’ (pero no ‫;) ַמה‬

• ‫ ֲאׁשר‬cuando significa ‘lo que, el que’;


• En ciertos casos un sustantivo con un número.
§34.1132 La partícula ’ēṯ a veces se denomina nota accusativi ‘señal de acusativo’. Este
nombre no la define bien, porque a veces ’ēṯ precede a palabras que son claramente el
sujeto de la oración, cf. Ges. §117i.
§34.1133 El uso extraordinariamente complejo de ’ēṯ debe ser estudiado cuidadosamente
en Ges. §117a-m, y Joüon §125e-i.

§34.1134 En varios casos, especialmente en libros tardíos, -‫ ל‬se usa con frecuencia como

‫ ֵּאת‬, cf. Ges. §117n, Joüon §125k-l. Dado que l- es normalmente el signo del acusativo en
arameo, lo anterior puede deberse a influencia aramea.
§34.114 Muchos verbos que son estativos (§30.3393) en la estructura Q, y que
normalmente no requerirían un complemento, se hacen fientes (§30.3395) en D o H y
entonces requieren un complemento. Cf. §32.818, §32.821 ss.
§34.1141 Algunos verbos que son intransitivos en castellano toman objeto directo en
HEB, y por lo tanto pueden requerir un complemento. ‫ְבגדיָך‬ ‫‘ ְל ַבׁש‬Tú ponte tus vestidos’
(1 R. 22:30). wattimmālē’ hā’ ā́reṣ ’ôṯām ‘Y se llenó (de) ellos la tierra’ (Ex. 1:7). yāṣe’û
’eṯ-hā‘îr ‘Habiendo ellos salido (de) la ciudad’ (Gn. 44:4).
§34.1142 De igual manera puede hallarse un objeto directo con las estructuras N y HtD de
ciertos verbos, como ‫( נִּ ְל ַחם‬Sal. 109:3) y ‫( ִּה ְת ַה ֵּחל‬Is. 14:2). Ges. §117w.

§34.115 Un verbo puede ser completado por un objeto directo compuesto (e.d. dos o más
objetos). Esto no debe confundirse con los dos objetos mencionados abajo en §34.3 (e.d. el
objeto directo y el complemento de objeto). En el objeto compuesto, la predicación del
verbo afecta a dos objetos diferentes, qaḥ ’eṯ-halleḇûš we’eṯ-hassûs ‘Toma el vestido y el
caballo’ (Est. 6:10).

§34.12 El complemento puede ser una Ofrase nominal o una cláusula nominal. ‫ְל ַד ַעת‬
‫סּתר‬
ֵּ ‫ת־ׁשלֹום א‬
ְ ‫‘ א‬Para saber del bienestar de Ester’ (Est. 2:11). wayyā́śem ’eṯ-kisseô ‘Y
puso su silla’ (Est. 3:1). ‫ֲאׁשר־עׂשתה‬ … ‫‘ ז ַכר‬se acordó de … lo que ella había hecho’
(Est. 2:1).
§34.13 Después de verbos de decir, puede servir como complemento verbal una cita
directa. Generalmente esto se estudia bajo el epígrafe estilo o discurso directo (oratio
recta), §38.81. ‫א ְס ֵּּתר‬ ‫‘ ויאמר לה המלך ַמה־לְך‬Entonces dijo el rey a ella, ¿qué
contigo [qué te pasa], Ester?’ (Est. 5:3).
§34.14 Después de verbos de decir, pensar, sentir y las demás acciones sensoriales,
puede servir como complemento una cláusula. Con frecuencia esto se trata bajo el epígrafe
estilo o discurso indirecto, cf. §38.82.

§34.141 La cláusula puede ser introducida con ‫ ֵּאת‬. wayyaggeḏ-lô mordeḵay ’ēṯkol ’ăšer

qārā́hû ‘Y Mardoqueo le declaró todo lo que le había acontecido’ (Est. 4:7). ‫וְ ֵּאת ֲאׁשר‬
̇‫‘ נִּ ְסאו‬Y con que le había engrandecido’ (Est. 5:11).

§34.142 Se puede introducir la cláusula con ‫ ִּכי‬. ‫האדם‬ ‫וַ יַ ְרא יהוה ִּכי ַרבה ר ַעת‬. ‘Y
vio YHWH que la maldad del hombre [era] mucha’ (Gn. 6:5).

§34.143 La cláusula se puede introducir con ‫ ֲאׁשר‬. kî higgîḏ lāhem ’ăšer hû’ yehûḏāh
‘Porque ya él les había declarado que era judío’ (Est. 3:4).

§34.144 Puede suceder que no haya partícula introductoria. ‫א ְּת‬ ‫‘ ִּא ְמ ִּרי־נא ֲא ַ֣חֹּ ִּתי‬Di
que eres mi hermana’ (Gn. 12:13). ‫אל־מ ְר ְדכי‬ ‫‘ וַ ּתֹּאמר א ְס ֵּּתר ְלה ִּׁשיב‬Y Ester dijo que
respondiesen a Mardoqueo:’ (Est. 4:15).
§34.16 Un participio con valor verbal puede requerir un complemento, que podrá estar
en acusativo o en genitivo. ‫את־דוִּ ד‬ ‫‘ אֹּיֵּב‬Odian a David’ (1 S. 18:29). ‫א ֲה ֵּבי ְׁשמָך‬
ֹּ ‘Los
que aman tu nombre’ (Sal. 5:12). Es dudoso si el HEB antiguo pensó en uno como verbo y
en el otro como sustantivo, Ges. §116f-g.
§34.161 Los adjetivos verbales del esquema CāCēC (distinguidos de los verbos de estado
[estativos] por el contexto) pueden tomar un complemento si el verbo de la misma raíz lo
requiere, kî lô’ ’ēl ḥāp̄ēṣ réša‘ ’ā́ttāh ‘Porque tú no [eres] un Dios que se complace [en] la
maldad’ (Sal. 5:5, RV 4). Ges. §116f.
§34.19 El objeto puede omitirse si se entiende por el contexto. En la traducción es
muchas veces necesario añadir ‘lo o la’ o ‘los o las’ para que sea correcto en castellano,
welô’ qibbēl ‘Más no [los, e.d. vestidos] aceptó’ (Est. 4:4).
§34.2 El acusativo interno. Un verbo intransitivo a veces puede llevar como objeto
una palabra que es muy parecida a él, o cuyo sentido se parece al del verbo. Los términos
‘acusativo de calificación’ y ‘acusativo absoluto’ también se emplean, pero el término
‘acusativo interno’, que procede de las lenguas clásicas, no es del todo inapropiado. ‫ז ֵֹּּר ַע‬
‫‘ ז ַרע‬Semilla seminífera’ (Gn. 1:29). qeḇûraṯ ḥămôr yiqqāḇēr ‘[En] sepultura de asno será
sepultado’ (Jer. 22:19). (Ges. §117p-r).
§34.21 El complemento puede a veces no ser una palabra de la misma raíz. wā’ez ‘aq
qôl-gāḏôl ‘y clamé (con) gran voz’ (Ez. 11:13, cf. Est. 4:1).
§34.22 Muchas veces el ‘acusativo interno’ parece un acusativo adverbial (cf. §35.5).
especialmente cuando se encuentra una cláusula semejante con comp. prep. en vez de obj.
dir. kî-hālaḵ š im‘î mîrûšāláyim gat ‘que Simei había ido de Jerusalen (hasta) Gat’ (1 R.
2:41, cf. 2:40, wayyḗleḵ gáttāh ‘y fue hacia Gat’).
§34.23 El uso del infinitivo absoluto con una forma finita del verbo (§35.6) es un uso
especial del acusativo interno, cf. Ges. p. 367, n. 1. ‫ּתמּות‬ ‫‘ מו̇ ת‬muriendo morirás’ (Gn.
2:17).
§34.3 Los verbos factitivos (§30.3394) requieren tanto un objeto directo como un
complemento objetivo (o acusativo predicativo) para completar la predicación. Con
frecuencia se los denomino ‘verbos con dos objetos’, lo cual puede llevar a confusión con
el objeto compuesto (§34.115).
§34.31 Los verbos de llamar, nombrar, elegir, etc. requieren comp. objetivo. El objeto
directo (el complemento más cercano) se puede distinguir pasando la predicación a voz
pasiva, e.g. ‘Ellos le (obj. dir.) llamaron Juan (comp. objetivo)’; en pasiva, el obj. dir. llega
a ser sujeto, ‘El fue llamado Juan’. qāre’āh šemô dān ‘llamó su nombre Dan’ (Gn. 30:6).
‫‘ נ ִּׂשיא ֲא ִּׁשּתנּו‬Lo retendré [por] príncipe’ (1 R. 11:34).
§34.32 Los verbos de pedir, contestar, desear, demandar, etc. requieren con frecuencia
complemento objetivo. ‫י־ׁשיר‬
ִּ ‫ִּד ְב ֵּר‬ ‫‘ ְׁש ֵּאלּונּו ׁשו̇ בינּו‬Nuestros cautivadores nos pidieron
palabras de canto’ (Sal. 137:3). ûmeh-‘ānāh ’ôṯô bil‘ām ‘Y qué le respondió Balaam’ (Miq.
6:5).
§34.33 Los verbos de hacer, formar, crear, etc. requieren con frecuencia comp.
objetivo. ‫כסף‬ ‫‘ ַעּמּודיו עׂשה‬Hizo sus columnas [de] plata’ (Cnt. 3:10). wayyiḇnêh ’eṯ-
hā’ āḇānîm mizbēaḥ ‘Edificó [con] las piedras un altar’ (1 R. 18:32).
§34.34 En algunos casos, el complemento objetivo es un acusativo interno (§34.2,
sujeto a las observaciones dadas allí). ‫ֵּעצה‬ ‫‘ ִּאיע ֵּצְך נא‬Quiero aconsejarte un consejo’ (1
R. 1:12).
§34.35 Los verbos transitivos en las estructuras D o H requieren un complemento
objetivo. El objeto de la causación es el objeto directo (‘Él me los hizo ver’). ‫את־‬ ‫נא‬
‫‘ ְכבֹּדָך‬Te ruego que me muestres tu gloria’ (Ex. 33:18). lehar’ ôṯ hā‘ ammîm … ’et-yop̄ yāh
‘Para mostrar (causar ver) a los pueblos … su belleza’ (Est. 1:11).
§34.351 Un verbo intransitivo se hace transitivo en la estructura H y requiere un objeto
directo (§34.114). En algunos casos puede tomar un ‘acusativo interno’ como complemento
objetivo, wayyalbēš ’ôṯô ḇiḡḏê-šēš ‘Y lo hizo vestir (de) ropas de lino finísimo’ (Gn.
41:42).
§34.4 El objeto verbal puede ser también un pronombre sufijado al verbo. watte
ṣawwḗhû ‘Y lo mandó’ (Est. 4:5).

§34.41 Si el pronombre no se puede sufijar, se emplea la partícular ‫ ֵּאת‬. Véase §34.11.

§34.42 Si el objeto directo y el complemento objetivo son pronombres, uno va sufijado


y el otro se une con ‫ ֵּאת‬. ̇‫‘ וְ ִּה ְר ַאנִּ י אֹּתו‬Y me la hará ver’ (2 S. 15:25).
§34.43 Se debe prestar mucha atención al infinitivo constructo que lleva un sufijo (65s-
). A veces el sufijo es el sujeto de la predicación del infinitivo constructo: behar’ ôṯô ’et-
‘ṓšer keḇôḏ malḵûṯô ‘cuando él mostró (a ellos) las riquezas de la gloria de su reino’ (Est.
1:4). Sin embargo, también puede ser el objeto directo del inf. cstr.: ‫‘ ְלה ְר ֵּגנִּ י‬matarme’ (Ex.
2:14).

§34.5 El verbo ‫ היה‬requiere un complemento objetivo cuando tiene el significado de


‘llegar a ser’. Sobre la base del ARAB, podemos asumir que el predicado está en el
acusativo (Wright, Arabic Grammar, 2 §§41, 44, 74). ‫כל־חי‬ ‫‘ וְ ִּהוא היְ תה ֵּאם‬Y ella
llegó a ser madre de todo viviente’ (Gn. 3:20).
§34.6 Omitido arbitrariamente.

§34.7 El infinitivo absoluto puede servir como objeto directo del verbo. ‫יטב‬
ֵּ ‫ֵּה‬ ‫ִּל ְמדּו‬
‘aprended a hacer el bien’ (Is. 1:17).

§34.8 El objeto directo puede ser un infinitivo constructo usado como sustantivo. ‫לֹּא‬
‫‘ ֵּא ַדע ֵּצאת ובֹּא‬No sé como entrar ni salir’ (1 R. 3:7).
§34.81 El inf. cstr. en una cláusula nominal puede requerir su propio complemento
verbal. ‫את־וַ ְׁש ִּּתי‬ ‫‘ וְ ַהּמלְך א ַמר ְלה ִּׁשיב‬El rey mandó traer a Vasti’ (Est. 1:17).
wayeḇaqe šû lišlōaḥ yaḏ bamméleḵ ‘Y procuraban poner mano en el rey’ (Est. 2:21). Cf.
§38.82.
§34.82 Ciertos verbos requieren otro verbo (en infinitivo) para completar la
predicación. Generalmente, tal infinitivo se denomina infinitivo complementario. ‫וַ ְּתמ ֵּאן‬
‫‘ ַה ַּמ ְלכה וַ ְׁש ִּּתי לבו̇ א‬Y la reina Vasti rehusó entrar’ (Est. 1:12).
§34.821 Un error muy común es el de tomar una cláusula del infinitivo como un inf.
complementario, cuando en realidad se trata del sujeto del verbo de una cláusula invertida.
Cf. walamméleḵ ’ên šôwêh lehannîḥām ‘y al rey no conviene el tolerarlos’ (Est. 3:8).
§34.822 Los verbos que con frecuencia requieren un inf. complementario son ‘empezar
a’, ‘cesar de’, ‘continuar’, ‘apresurarse a’, ‘desear’, ‘rehusar’, y verbos semejantes. Cf.
BDB 517.7.b.(c).

§34.823 Frecuentemente se emplea el inf. cstr. ‫ ֵּלאמֹּר‬después de verbos de decir. No


tiene ninguna función sintáctica y puede omitirse al traducir o sustituirse por dos puntos,
comillas o por el gerundio ‘diciendo’, wayeḇā́reḵ ’ôṯām ’ĕlôhîm lē’mōr ‘y Dios los bendijo,
diciendo:’ (Gn. 1:22).
§34.9 El participio suplementario se encuentra en HEB (Ges. §117h), especialmente
con verbos de sentir, wayyišma‘ môšêh ’eṯ-hā‘ām bôḵêh ‘Y oyó Moisés al pueblo, que
lloraba’ (Nm. 11:10). Sería mejor considerar esto como un adj. que califica al sustantivo
‘pueblo’.
§35. El modificador del verbo. La predicación del verbo se puede modificar o definir
más precisamente de varias maneras (§30.23). Como tal modificador se aplica al verbo, se
denomina adverbio o modificador adverbial.
§35.1 El objeto indirecto se usa para definir de forma más precisa la predicación de los
verbos de dar, decir, enseñar, tirar, etc. Como en castellano se pueden usar tales
expresiones como ‘tírame la pelota’, ‘enseñadle latín’, ‘dales torta’, etc., no siempre se
reconoce que los pronombres que siguen al verbo son esencialmente modificadores
adverbiales. La acción directa del verbo está sobre la cosa y la acción indirecta está en la
persona, que podría ser sustituida por una frase preposicional, ‘tira la pelota a mí’, ‘enseñad
latín a ella’, ‘den torta a ellos’.

§35.11 El obj. indir. generalmente se indica con la preposición ‫ל־‬. ‫לּה‬ ‫‘ וַ יַ ִּּגידּו‬Y se lo
dijeron’ (e.d. ‘Lo dijeron a Ella’) (Est. 4:4). wattiqrā’ ’estēr lahăṯāḵ ‘Entonces Ester gritó a
Hatac’ (Est. 4:5).

§35.111 También se usa la preposición ‫’ ֵּאל‬ēl. be’omrām ’ēlāyw yôm wāyôm


‘Hablándole cada día de esta manera’ (Est. 3:4).
§35.112 A veces el obj. indir. se expresa por medio de un acus. sufijado. kî ’éreṣ
hannéḡeḇ neṯattā́nî ‘Puesto que me has dado tierra del Neguev’ (Jos. 15:19). Ges. §117x.
§35.113 Está claro que siempre que el obj. indir. lleve antepuesta una preposición, podría
ser incluido entre las frases adverbiales (§35.3).
§35.2 El verbo puede ser modificado por un adverbio (§30.34). Además de los
adverbios negativos (§35.22) e interrogativos (§35.23), existen varios adverbios primitivos:
de lugar, ‫‘ ׁשם‬allí’, ‫ ֵּהן‬y ‫‘ ּפֹּה‬aquí’; de tiempo, ‫‘ אן‬entonces’; de modo, ‫ ֵּכן‬y ‫‘ ככה‬así’; y

de grado, ‫ ּגַ ם‬y ‫‘ ַאף‬también’, ‫‘ ַאְך‬de cierto, sólo’, ‫‘ ַדי‬bastante, suficiente’.

§35.21 Además de los adverbios primitivos, existen adverbios que se forman a partir de
sustantivos o adjetivos, con o sin elementos aformativos, como ‫‘ ְמאֹּד‬muy’, ‫‘ יַ ְחדו‬juntos,

a una, juntamente’, ‫‘ נִֽגְ בה‬hacia el sur’, ‫‘ יו̇ מם‬de día, diariamente’, etc. Cf. §§23.2, .4.

§35.211 Algunos adjetivos fem. se emplean como adverbios. ‫‘ ִּראׁשו̇ נה‬Anteriormente’,

‫‘ נִּ ְפלאו̇ ת‬maravillosamente, extraordinariamente’, ‫הּודית‬


ִּ ְ‫‘ י‬en (el idioma) judaico’. Ges.
§100d.

§35.212 Varias formas de la H60 son usadas como adverbios. ‫‘ ַה ְר ֵּבה‬Mucho, muy’,

‫‘ ַה ְׁש ֵּכם‬temprano’, ‫‘ ַה ֲע ֵּרב‬al atardecer/anochecer’. Ges. §100e.

§35.213 Los numerales pueden servir como adverbios. ‫‘ ְׁש ַּתיִּ ם‬dos veces’, ‫‘ ֵּׁשנִּ ית‬por

segunda vez’, ‫‘ ׁש ַבע‬siete veces’. Ges. §100f.

§35.22 Las partículas negativas pueden servir como adverbios. Los más comunes son:
‫לֹּא‬, ‫ ַאל‬, ‫ ֵּאין‬,‫ ְל ִּב ְל ִּּתי‬.

§35.221 ‫ לֹּא‬usado con un verbo (para distinguirlo de sus otros usos) niega el verbo. Con
perfecto, y a veces con imperfecto (cf. §35.2212), es sencillamente una negación, lô’
higgî́ḏāh ’estēr ’eṯ-‘ammāh ‘Ester no declaró [cuál era] su pueblo’ (Est. 2:10).

§35.2211 Si ‫ לֹּא‬no se antepone al verbo inmediatamente, cambia el significado de la


predicación. Esto es importante para la exégesis. lô’ ‘al-hamméleḵ leḇaddô ‘āweṯāh waštî …
no niega que Vasti había hecho mal, más bien, se niega que sólo afectara al rey (Est. 1:16).
Estudie BDB 518–520.

§35.2212 ‫ לֹּא‬ante el imperfecto, especialmente el 2ms (22), expresa una fuerte


prohibición, cf. §32.5215.

§35.2213 Ante sustantivos o adjetivos, ‫ לֹּא‬niega la palabra o expresa lo opuesto, con

frecuencia en lítotes. ‫ לֹּא‬a solas es simplemente ‘no’.


§35.222 ‫ ַאל‬expresa una negación en forma de deseo, más que una realidad, y se emplea
con el yusivo o el cohortativo. Es más suave que ‫ לֹּא‬+ impf. (cf. §35.221). BDB 39.

§35.223 ‫ ְל ִּב ְל ִּּתי‬se emplea para negar el infinitivo constructo, expresando propósito o
resultado (§§38.54, .55). ’ăšer ṣiwwîṯî́ḵā leḇiltî ’ăḵol-mimménnû ‘De que yo te mandé no
comieses’ (Gn. 3:11). ̇‫‘ ְל ִּב ְל ִּּתי ַהכו̇ ת־אֹּתו‬Para que no lo hiriera nadie’ (Gn. 4:15).

§35.224 ‫ ֵּאין‬se puede usar como un adverbio negativo para negar el participio. ‫ֵּאין ׁשוה‬
‘no conviene’ (Est. 3:8). ’ên ’estēr maggéḏeṯ môlaḏtāh ‘Ester no había declarado su
parentela’ (Est. 2:20).

§35.2241 ‫ ֵּאין‬ante el infinitivo constructo expresa imposibilidad, ’ên lāḇô’ ’el-šá‘ar


hamméleḵ bileḇûš śāq ‘Pues no era lícito pasar adentro de la puerta del rey vestido de
silicio’ (Est. 4:2).

§35.2242 Considerar ‫ יֵּ ׁש‬y ‫ ֵּאין‬más sufijo pronominal como adverbios (Ges. §100o)
probablemente está basado más en las necesidades de la traducción que en el modo de
pensar hebreo. Estas partículas son básicamente sustantivos (cf. Ges. §§141k, 152i-p).
§35.229 Es muy importante observar la posición de la partícula negativa. Por regla
general, niega la palabra, la frase, o la cláusula a la que precede.
§35.23 Los adverbios interrogativos plantean una pregunta acerca del tiempo, lugar,
modo o grado de predicación. Los más comunes son: ‫¿‘ מ ַתי‬cuándo?’, ‫ ֵּאי‬o ‫ַאיֵּ ה‬

‘¿dónde?’, ‫¿‘ אהה‬a dónde?’, ‫ ֵּאיְך‬o ‫¿‘ ֵּאיכה‬cómo?’, ‫דּוע‬


ַ ‫¿‘ ַמ‬por qué?’, ‫¿‘ ַעד־מ ַתי‬hasta
cuándo?’.

§35.231 La partícula interrogativa -‫ ֲה‬hă- (§22.3 ss.) puede considerarse con algunas
dudas como un adverbio, cf. Ges. §100i-n.
§35.3 Una frase adverbial consta de preposición y su objeto, sea un pronombre
sufijado o un sustantivo (cf. §§30.35, .354), usados para modificar o definir la predicación.
§35.31 Una frase adverbial puede limitar la(s) palabra(s) a las que se refiere respecto al
lugar, tiempo, modo o grado. Como las preposiciones se pueden emplear de distintas
maneras, ¡el alumno debe estudiar los usos de cada uno! Nótese lo siguiente: ‫ ב‬bîmê (1:1)

temporal, bešûšān (1:2) local, beḥaḇlê-ḇûṣ (1:6) modo; -‫ כ‬kešéḇeṯ (1:2) temporal, keyaḏ
hamméleḵ (1:7) modo (¡y estos provienen sólo de los siete primeros versículos de Ester!).
§35.32 En algunas oraciones, el verbo parece ser modificado por un participio o por un
sustantivo en constructo. ‫ֵּלב‬ ‫‘ וַ יֵּ ֵּצא … המן ׂש ֵּמ ַח וְ טו̇ ב‬Salió … Aman gozoso y alegre
de corazón’ (Est. 5:9). Es posible que el HEB entendiera estos términos como calificativos
de ‘Amán’ en vez de describir cómo salió. La línea divisoria entre un adjetivo y un
adverbio en oraciones como esta no es fácil de determinar.
§35.4 El verbo puede ser modificado por una cláusula adverbial, véase también §38.5.
Aquí consideramos sólo las cláusulas adverbiales que no tienen conjunciones coordinativas
(así que no forman oraciones complejas).

§35.41 Un participio puede formar una cláusula adverbial. ‫את־דוִּ ר‬ ‫וַ יְ ִּהי ׁשאּול אֹּיֵּב‬
‘Y Saúl estaba odiando a David’ (1 S. 18:29). Si la cláusula participial fuera sólo un
predicado, no se usaría el verbo, pero véase el comentario en §35.32.
§35.42 Con frecuencia se emplea el infinitivo constructo en cláusulas adverbiales.
‫‘ וַ ִּּת ְכהין ֵּעניו ֵּמ ְראֹּת‬Y sus ojos se debilitaron quedando sin vista’ (lit. ‘de ver’; Gn. 27:1).

§35.421 El infinitivo constructo + -‫ ב‬b- puede formar una cláusula adverbial temporal,
que usualmente se traduce por ‘cuando’, behiqqāḇēṣ ne‘ārôṯ ‘cuando habían reunido a
muchas doncellas’ (lit. ‘en el ser reunidas de doncellas’; Est. 2:8).
§35.422 El infinitivo constructo + k- puede formar una cláusula adverbial temporal o
circunstancial; usualm ‫ כ‬ente se traduce por ‘cuando’ pero a veces es más correcto
traducirlo por ‘mientras que’. kešéḇeṯ hamméleḵ … ‘al kissē’ malḵûṯô ‘cuando/mientras que
se sentaba el rey … sobre el trono de su reinado’ (lit. ‘como el sentar del rey’; Est. 1:2).

§35.423 Es común usar el infinitivo constructo + -‫ ל‬l- como adverbio en una cláusula de
intensión. leḏá‘aṯ ’eṯ-šelôm ’estēr ‘Para saber del bienestar de Ester’ (lit. ‘hacia el saber
de’; Est. 2:11). ‫את־ה ִּעיר‬ ‫‘ ִּל ְראֹּת‬Para ver la ciudad’ (Gn. 11:5).

§35.4231 También, el infinitivo constructo + ‫ ל‬puede sugerir principio. ‫וַ יְ ִּהי ַהשמׁש‬
‫‘ לבו̇ א‬cuando estaba el sol para ponerse’ (Gn. 15:12).

§35.4232 El infinitivo constructo + ‫ ל‬puede sugerir la indicación u obligación de hacer

algo. ‫ִּל ְסּגו̇ ר‬ ‫‘ וַ יְ ִּהי ַה ַׁש ַער‬Y cuando se iba a cerrar la puerta (tenía que cerrarla)’ (Jos.
2:5). ‫לבו̇ א‬ ‫‘ ִּכי ֵּאין‬Pues no era lícito entrar’ (Est. 4:2). ‘ālay lā́ṯeṯ leḵā ‘¡Habría debido
darte!’ (2 S. 18:11).
§35.4233 El inf. cstr. + ‫ ל‬con frecuencia se usa como un infinitivo complementario, cf.
§34.82.

§35.43 El infinitivo absoluto puede usarse en una cláusula adverbial. ‫וְ י ֵּחף‬ ‫הֹלְך ערו̇ ם‬
‘Andando desnudo y descalzo’ (Is. 20:2). ’āqîm ’el-‘ēlî … hāḥēl weḵallêh ‘Yo cumpliré
contra Elí todas las cosas que he dicho … desde el principio hasta el fin’ (1 S. 3:12).
§35.5 Un acusativo adverbial puede usarse para modificar a un verbo (cf. §35.211).
Como las terminaciones de los casos casi han desaparecido por completo en HEB, queda
sólo el hê de dirección como ejemplo claro de este uso. ‫ד ֹּתיְ נה‬ ‫‘ ֵּנ ְלכה‬Vamos a Dotán’
(Gn. 37:17). wayyissa‘ ’aḇrām hālôḵ w nāsô ‘ hannéḡbā ‘Y Abram partió de allí,
e a h

caminando y yendo (= viajando continuamente, Ges. §113s-t) hacia el Neguev’ (Gn. 12:9).
§35.6 Con frecuencia un infinitivo absoluto se emplea para modificar a un verbo de la
misma raíz (y por lo general, en la misma estructura) con el propósito de reforzar la
predicación. Es muy difícil traducirlo al castellano. ‫ע ֵּלינּו‬ ‫¿‘ ֲהמֹלְך ִּּת ְמֹלְך‬Ciertamente
pretendes reinar sobre nosotros?’ (Gn. 37:8). ’im ‘annēh ṯe‘annēh ’ôṯô kî ’im-ṣā‘ôq yiṣ‘aq
’ēlî ṣāmôa‘ ’ešma‘ ṣa‘ăqāṯô ‘Si de algún modo la maltratas, en cuanto por razón cualquiera
clame a mí, escucharé de cierto su clamor’ (Ex. 22:22 MT; apoya el mandato, ‘a ninguna
viuda ni huérfano afligiréis’).
§35.7 Un verbo puede ser modificado por un sustantivo en constructo con el verbo.
Tal construcción, que es común en AC (con subjuntivo) y existe en ARAB, pero que
generalmente no se reconoce en HEB, pone el verbo en una cláusula subordinada. ‫ְּת ִּה ַלת‬
‫‘ ִּדבר־יהוה‬El principio de la palabra hablada de YHWH’ (Os. 1:2, = ‘cuando YHWH
comenzó a hablar [por medio de Oseas]’). berē’šîṯ bārā’ ’ělôhîm ‘en el principio de (=
cuando) Dios creó’ (Gn. 1:1).

§35.71 Muy común es el uso de ‫( ֲאׁשר‬cstr. de ‫‘ אׁשר‬lugar’) en cstr. con un verbo

finito. ‫ר־ה ְת ַה ַל ְכ ִּּתי‬


ִּ ‫ֲאׁש‬ ‫‘ ְבכֹּל‬En todo lugar de (= dondequiera) que he andado’ (2 S. 7:7).
§35.711 Como ’ăšer vino a usarse básicamente como conjunción, perdió su significado
de ‘lugar de’, y ‫ מקו̇ ם‬se añadió para expresar la idea. beḵol-meḏînāh ûmeḏînāh meqôm
(¡cstr.!) ’ăšer deḇar-hamméleḵ … maggîa‘ ‘Y en cada provincia y lugar adonde llegaba el
mandato del rey’ (Est. 4:3).
§36. El modificador del sustantivo. Con mucha frecuencia un sustantivo no se
encuentra sólo en una cláusula, sino que está definido o modificado de alguna manera, cf,
§§30.2, .21.
§36.1 Un sustantivo puede ser modificado por un adjetivo atributivo (§30.322s.). ‫ְלגו̇ י‬
‫‘ ּגדו̇ ל‬Una gran nación’ (Gn. 12:2). Cf. Ges. §132.
§36.11 El adjetivo concuerda con el sustantivo (e.d. concierta con el sustantivo en
género, número, y determinación). Nótese que la concordancia en género se refiere a
género gramatical y no a la morfología. ‫ּגְ דו̇ לה‬ ‫‘ זְ עקה‬Clamor grande’ (Est. 4:1). melāḵîm
’addîrîm ‘Reyes poderosos’ (Sal. 136:18). ne‘ārôṯ rabbôṯ ‘muchas doncellas’ (Est. 2:8).
‫ימית‬
ִּ ִּ‫‘ הח ֵּצר ַה ְּפנ‬El patio interior’ (Est. 4:11). nāšîm nokrîyôt ‘Mujeres extranjeras’ (1 R.
11:1). bayyôm haššelîšî ‘Al tercer día’ (Est. 5:1).
§36.111 En HEB es muy poco corriente modificar dos sustantivos con un solo adjetivo;
cuando a dos sustantivos le corresponde el mismo calificativo, suele repetirse el adjetivo.
lešallaḥ ’îš ’et-‘abdô we’îš ’s̆ip̄ḥātô hā‘ibrî wehā‘iḇrîṯ ḥop̄ šîm ‘Que cada uno dejase libre a
su siervo hebreo y a su sierva hebrea’ (Jer. 34:9).
§36.1111 Si se usa un solo adjetivo concordará con un sustantivo masculino. ûreḥôbôt
hā‘îr yimmāle’û yelādî wîylādôt meśaḥaqîm bireḥôbôtếhā ‘Y las calles de la ciudad estarán
llenas de muchachos y muchachas jugando en sus calles’ (Zac. 8:5). ‫טו̇ ִּבים‬ ‫ּומ ְצו̇ ת‬
ִּ ‫ֻח ִּקים‬
‘estatutos y mandamientos buenos’ (Neh. 9:13).
§36.1112 Cuando dos sustantivos forman una idea unitaria, se puede emplear un solo
adjetivo. ‫ְמאֹּד‬ ‫‘ צֹּאן ּובקר ַה ְר ֵּבה‬Muy numerosas vacas y ovejas’ (2 S. 12:2). Dt. 31:21,
rā‘ôṯ rabbôṯ weṣārôṯ puede que sean dos sustantivos (‘numerosos males y angustias’) o que
se trate de dos adjetivos (‘males numerosos y angustiosos’).

§36.112 Con un sustantivo colectivo se puede emplear un adjetivo plural. ‫ַרבו̇ ת‬ ‫צֹּאן‬
‘muchas ovejas’ (Gn. 30:43). hā‘ām hahôl ḵîm baḥṓs̆eḵ ‘El pueblo andando en las
e

tinieblas’ (Is. 9:1). ‫ְׁשנִֽיִּם‬ ‫‘ נַ֣פׁש‬Dos almas’ (Gn. 46:27).

§36.113 Cuando ‫ֹלהים‬


ִּ ‫ ֱא‬se refiere al Dios de Israel, toma por lo general un adjetivo
singular (y también el verbo). ‫ַצ ִּדיק‬ ‫ֹלהים‬
ִּ ‫‘ ֱא‬Dios justo’ (Sal. 7:10).

§36.1131 Cuando se refiere a dioses falsos, ‫ֹלהים‬


ִּ ‫ ֱא‬toma adjetivos plurales (y también el
verbo). ‫ֲא ֵּח ִּרים‬ ‫ֹלהים‬
ִּ ‫‘ ֱא‬dioses ajenos’ (Ex. 20:3).
§36.1132 Cuando un HEB habla a un gentil o viceversa acerca del Dios de Israel, se puede
usar el adjetivo plural. Cf. 1 S. 28:13, ‫ִּמן־הארץ‬ ‫יתי ע ִֹּּלים‬
ִּ ‫ֹלהים ר ִּא‬
ִּ ‫‘ ֱא‬he visto dioses
que suben de la tierra’. El uso de verbos en plural en casos como este es más común que el
uso de adjetivos.
§36.1133 Esta distinción no se mantiene de forma regular, cf. ‫ַחיִּ ים‬ ‫ֹלהים‬
ִּ ‫( ֱא‬Dt. 5:23, RV
26) y ‫חי‬ ‫ֹלהים‬
ִּ ‫( ֱא‬2 R. 19:16) ‘(el) Dios viviente’. Nótese el adjetivo plural y el pronombre
singular en lo siguiente: kî ’ělôhîm qeḏôšîm hû’ ‘porque él es el Dios Santo’ (Jos. 24:19).

§36.114 Un sustantivo dual se modifica por un adjetivo plural. ‫רמו̇ ת‬ ‫‘ ֵּע ַינִֽיִּם‬Ojos
altivos’ (Sal. 18:28).

§36.115 Un sustantivo puede tomar más de un modificador. ‫וְ ַהנו̇ רא‬ ‫ה ֵּאל ַהּגד ֹּל ַהּגִּ בֹּר‬
‘El Dios grande, poderoso y temible’ (Dt. 10:17).
§36.1151 Cuando dos adjetivos siguen a un sustantivo femenino, a veces sólo concuerda
en género el adjetivo más cercano. ‫וְ חזק‬ ‫רּוח ּגְ ד ֹּלה‬
ַ ‘Un grande y poderoso viento’ (1 R.
19:11).
§36.12 El adjetivo con regularidad viene tras el sustantivo al que califica. Véase el
ejemplo en las secciones anteriores.
§36.121 Si el sustantivo está en constructo, el adjetivo que lo califica viene después de la
anexión. ‫קדו̇ ׁש‬ ‫ֹלהים‬
ִּ ‫‘ ִּאיׁש ֱא‬Varón santo de Dios’ (2 R. 4:9). ‘ăṭéreṯ zāhāḇ geḏôlāh ‘una
gran corona de oro’ (Est. 8:15).

§36.122 El adjetivo plural ‫ת׀ר ִּבים‬


ַ ̇‫ ַרבו‬cuando significa ‘muchos (as)’ (no cuando
significa ‘grande’) se puede anteponer el sustantivo. ‫ַצי ִּדים‬ ‫‘ ַר ִּבים‬Muchos cazadores’ (Jer.
16:16). Pero cf. ‫ַר ִּבים‬ ‫‘ י ִּמים‬muchos días’ (Gn. 21:34 a menudo).
§36.13 En las lenguas semíticas no se distingue con claridad entre ‘adjetivo’ y
‘sustantivo’. Por lo tanto, encontramos adjetivos que funcionan como sustantivos,
modificando a otros sustantivos por anexión (§36.3) o por aposición (§36.6). Muchas veces
nuestra confusión procede de la traducción y nuestra dificultad para entender el HEB.
§36.14 Dada la naturaleza compleja de los calificadores numerales, los trataremos
aparte, cf. §36.9.

§36.15 El sustantivo ‫‘ כֹּל‬total (totalidad)’ requiere una consideración especial. Como el


GR πᾶς, no sigue al sustantivo al que califica, sino que le precede. Sin embargo, en HEB,
se considera estar en constructo (§36.31) con el sustantivo siguiente (que, por lo tanto, está
en genitivo). Véase cuidadosamente BDB 481s.
§36.151 kōl delante de un sustantivo determinado (definido, cf. §34.1131) significa
‘todo, cada, la totalidad de’. ‫‘ כֹּל־הארץ‬toda la tierra’ (Gn. 11:1). weḵolyḗṣer maḥšeḇôṯ
libbô ‘Y todo designio de los pensamientos de su corazón’ (Gn. 6:5). kol-yemê ’āḏām
‘Todos los días de Adán’ (Gn. 5:5). Ges. §127b.
§36.152 kōl delante de un sustantivo indeterminado (no definido) significa ‘cualquier(a),
cada’. ‫‘ כֹּל־דבר‬Cualquier cosa’ (Jue. 19:19). beḵōl-yôm ‘En cada día, cualquier día’ (Sal.
7:12). kol-‘ēṣ ‘Cada (clase de) árbol, cualquier árbol’ (Gn. 2:9).
§36.1521 Delante de colectivos indeterminados o en poesía ante cualquier sustantivo
indeterminado, kōl puede significar ‘todo, cada’. ‫‘ כל־בׂשר‬Toda carne’ (Gn. 6:12). kol-
yāḏáyim ‘Todas las manos, toda mano’ (Is. 13:7).
§36.2 El artículo determinado modifica a un sustantivo con la indicación de una
pertenencia específica a una categoría (§30.3223).
§36.21 Según diversas fuentes de evidencias, concluimos que el artículo determinado
fue una evolución tardía en las lenguas. No todas las lenguas semíticas tienen un artículo
determinado (cf. AC y UGAR). Los que sí lo tienen no muestran un elemento común que
pueda referirse a un antepasado común (HEB ha-, ARAB al-, ARAM pospuesto -â, ASA
pospuesto -n). De acuerdo con ello encontramos que el artículo determinado ha sido
omitido en las porciones más antiguas de la Biblia HEB (e.g.: el cántico de Moisés, el
cántico de Débora, etc.).
§36.22 Como el uso del artículo determinado no coincide exactamente con nuestro uso
en castellano, debemos estudiarlo detalladamente con fines exegéticos (cf. Ges. §126).
§36.221 El artículo determinado se emplea para una persona o cosa mencionada
previamente (anafóricamente). ‫‘ ַהּמלְך‬El rey’ (mencionado anteriormente, Est. 1:9–10).

§36.222 El artículo determinado se emplea para una persona o cosa que es muy
conocida. ‫‘ ה ַאלֹון‬La encina’ (RV ‘una encina’ no capta la fuerza del HEB, Gn. 35:8).

§36.2221 El artículo determinado puede señalar un sustantivo que es único. ‫‘ הארץ‬La

tierra’, ‫‘ ַהשמׁש‬el sol’.

§36.2222 El artículo determinado se emplea cuando un término genérico se aplica a un


individuo. śāṭān ‘adversario’, haśśāṭān ‘el adversario, ὁ διάβολος, Satanás’; así también
‫‘ ַהּמ ִּׁש ַיח‬el Ungido’, ὁ χπιστός, ‘Mesías’.

§36.2223 El artículo determinado se emplea con expresiones idiomáticas. ‫‘ ַהיו̇ ם‬este día

(= hoy)’, ‫‘ ַהשנה‬este año’.

§36.2224 A veces el artículo determinado se emplea donde nosotros usaríamos un


pronombre personal (posesivo), wattiqqaḥ haṣṣā‘îp̄ ‘entonces tomó su velo’ (Gn. 24:65).
§36.223 El artículo determinado puede denominar una clase de seres, hā’aryêh ‘El león’
(como una clase), así que ‘un león’.
§36.2231 El artículo determinado se puede emplear cuando un miembro indeterminado de
una clase se presenta en una situación específica. En castellano generalmente usaríamos en
estos casos un artículo indeterminado en la traducción. Cf. Am. 5:19, ‘como el que huye
delante de un león (‫ )ה ֲא ִּרי‬y se encuentra con un oso (‫’) ַהד ֹּב‬.

§36.2232 El artículo determinado se emplea para hacer comparación. Cf. Is. 1:18, ‘blanco
como (la) nieve (kaššéleḡ), rojo como (el) carmesí (kattôlā‘)’.
§36.2233 El artículo determinado se puede emplear con un sustantivo singular cuando
equivale a un colectivo. ’eṯ haṣṣāḏîq we’eṯ-hāraš‘ yišpōṭ hă’elôhîm ‘Al justo y al impío
juzgará Dios’ (Ec. 3:17). Ges. §126m.

§36.224 El artículo determinado se puede emplear para definir el vocativo. ‫‘ ַהּמלְך‬Oh


rey’.
§36.225 El artículo determinado se puede emplear para expresar el grado superlativo
(§30.323). ‫‘ ַה ְצ ִּערה‬La menor, la más pequeña’ (1 S. 9:21). benô haqqāṭān ‘Su hijo más
joven (menor)’ (Gn. 9:24).
§36.226 El artículo determinado se emplea con cualquier atributivo que modifica a un
sustantivo determinado. hā‘îr haggeḏôlāh ‘La gran ciudad, ’estēr hammalkāh ‘Ester la
reina’, cf. §36.11.
§36.23 La omisión del artículo determinado debe notarse cuidadosamente.
§36.231 Con frecuencia el artículo determinado está omitido en poesía. Esto es debido en
parte a la aparición tardía del artículo determinado (§36.21), y en parte, tal vez, a la
imitación consciente de tal poesía. ‫‘ ארץ‬La tierra’ (Sal. 2:2). ‫) ְמל ִּכים‬. ‘Oh reyes’ (Sal.
2:10). šimḵā gāḏôl wenôrā’ ‘Tu nombre grande y temible’ (Sal. 99:3; cf. §36.11).
§36.2311 En poesía, con frecuencia los prefijos preposicionales están puntuados con
artículo determinado. Esto puede deberse a los masoretas (cf. Ges. §126h). baššāmáyîm
(Sal. 2:4).
§36.232 El artículo determinado está omitido usualmente con los nombres propios de
lugar. ‫‘ ְסד ֹּם‬Sodoma’, ‫‘ ְכ ַנ ַען‬Canaán’, etc.

§36.2321 Sin embargo, algunos nombres de lugar tienen usualmente artículo determinado.
‫‘ ַה ַכ ְרמל‬Carmelo’, ‫‘ ַה ְלבנו̇ ן‬Líbano’, ‫‘ ַהיַ ְר ֵּדן‬el Jordán’, ‫‘ ה ַעי‬Hai’ (lit. ‘las ruinas’), etc.
§36.2322 El artículo determinado se puede omitir en el modificador de un nombre propio
inarticulado. ṣîḏôn rabbāh ‘Sidón la grande’ (Jos. 11:8), ‫א ְליו̇ ן‬ ‫‘ ֵּאל‬Dios Altísimo’. Esto es
contrario a §36.11; cf. Ges. §126y.
§36.2323 Algunos sustantivos anteriormente comunes que han llegado a ser nombres
propios (con el artículo determinado) son tratados como tales y omiten el artículo
determinado. Cf. ‫‘ אדם‬hombre > Adán’, ‫‘ ׂשטן‬adversario > Satanás,’ ‫ֹלהים‬
ִּ ‫ ֱא‬dioses >
Dios’, ‫מו̇ ֵּעד‬ ‫אהל‬
ֹּ ‘tienda de reunión > Tabernáculo’, etc.
§36.233 El artículo determinado se omite regularmente cuando una palabra está en
constructo con otro sustantivo que le sigue. ‫ַהּמלְך‬ ‫יסי‬
ֵּ ‫‘ וְ ס ִּר‬Y los eunucos del rey’ (Est.
6:14). ’et-ṣō’n ’aḇîhem ‘El rebaño de su padre’ (Gn. 37:12). El estudiante debe notar
cuidadosamente que si el sustantivo regido está determinado, el sustantivo regente también
lo estará.
§36.2331 Existen numerosos casos donde el artículo determinado está usado en una
cadena constructa. haqqéḇer ’îš-hā’ ělôhîm ‘El sepulcro del varón de Dios’ (2 R. 23:17).
‫‘ הארו̇ ן ַה ְב ִּרית‬El arca del pacto’ (Jos. 3:14). ’eṯ-hayeṯaḏ hā’éreḡ ‘La estaca del telar’
(Jue. 16:16). Dado el abundante número de ejemplos de este fenómeno, sería caprichoso
ignorarlos o (¡peor!) hablar de ‘adiciones sintácticamente imposibles’ (Ges. §127g, cf. Ges.
§127f-h). El gramático deriva las reglas de los datos, y no intenta conformar los datos a las
reglas.
§36.234 El artículo determinado se omite frecuentemente con los nombres de personas.
‫מֹּׁשה‬, ‫דוִּ ד‬, ‫יהוה‬, etc. El estudiante debe notar que como los nombres de persona son
determinados, un sustantivo en constructo con uno de ellos también estará determinado.
deḇar-YHWH ‘La palabra de YHWH’ (Os. 1:1, etc.).

§36.2341 Sin embargo, los gentilicios suelen tomar el artículo determinado. ‫‘ ַה ְכ ַנ ֲענִּ י‬El
cananeo’, hā‘îḇrî ‘el hebreo’, (Ges. §125e).
§36.235 El artículo determinado se omite si la palabra lleva un sufijo pron. dado que el
sufijo determina a la palabra. ‫‘ ַאּמּה‬Su (f. pueblo)’ (Est. 2:10).

§36.2351 Un participio con un acusativo sufijado puede tomar el artículo determinado.


‫‘ ַה ַּמ ֵּכהּו‬Al que lo castigaba’ (Is. 9:12), cf. Ges. §127i.
§36.2352 En varios casos, se dan genitivos sufijados en palabras con artículo determinado.
‫‘ הע ְר ְכָך‬Tu estimación’ (Lv. 27:23; como esta palabra aparece dos veces en esta forma en
una misma oración, no es razonable prescindir del hê, cf. BDB 790). kol-hehārôṯếyhā
‘Todas las mujeres que estaban en cinta’ (2 R. 15:16; como los masoretas anotaron con
claridad la forma, no podemos decir que es una ‘ditografía de ‫ ’ה‬pace Ges. §127i).

§36.236 El artículo determinado se omite en un sustantivo que es indeterminado o por lo


menos no conocido hasta el momento, cf. §36.221, nótese §36.2231.

§36.2361 En unos pocos casos, ‫ אחד‬se emplea como artículo indeterminado. ‫ַקח‬
‫‘ ִּצנְ צנת ַא ַחת‬toma una vasija’ (Ex. 16:33). wattašlēḵ ’iššāh ’aḥaṯ ‘Y una mujer arrojó’
(Jue. 9:53). Este uso es semejante al Gr. τις. Ges. §125b.
§36.2362 A veces la omisión del artículo determinado hace las veces de una
‘indeterminación por ampliación’ (Ges. §125c). ‫‘ ִּמ ְּפנֵּ י־חרב‬De una espada’ (Is. 31:8;
ḥéreḇ se da 3x en este versículo, así que podemos suponer que el artículo determinado
debería estar por lo menos en dos de las formas). ‫‘ ִּאשה‬Una mujer’ (Os. 3:1,
evidentemente significa la mujer mencionada ya en Os. 1, por eso ‘tal mujer’, Ges. §125c).
§36.237 El artículo determinado se omite con regularidad en un predicado sustantival o
adjetival, §§31.21, .23. El estudiante debe aprender a distinguir entre el adjetivo atributivo
(con art. det.) y el predicado adjetival (sin art. det., véase §31.233).
§36.2371 Una excepción importante a esta regla es el participio con art. det. usado como
cláusula relativa y funcionando como predicado. hû’ hassôḇēḇ ‘Este (es) el que rodea’ (Gn.
2:11). Ges. §126k.

§36.238 El artículo def. se omite con frecuencia en la palabra ‫ יו̇ ם‬cuando está

modificada por un adj. numeral. ‫ַה ִּׁש ִּשי‬ ‫‘ יו̇ ם‬El día sexto’ (Gn. 1:31). miyyôm hāri’ šôn
‘Desde el primer día’ (Ex. 12:15). Ges. §126w.

§36.2381 Sin embargo, cuando se añade la preposición ‫ ְב‬a ‫ יו̇ ם‬en una construcción
similar, se emplea el art. det. bayyôm haššeḇî‘î ‘En el día séptimo’ (Gn. 2:1).
§36.24 Deben hacerse ciertas observaciones.
§36.241 Si el último elemento de una cadena constructa tiene art. det. quedará
determinado cada elemento del constructo. ‫ַה ַּמלאכה‬ ‫‘ ַעל־יְ ֵּדי ע ֵֹּּׂשי‬A las manos de los
hacedores del trabajo’ (Est. 3:9).
§36.2411 La construcción entera seguirá siendo determinada si el art. det. ha sido omitido
en el último elemento por cualquiera de las razones dadas en §§36.232, .234 o.235.
§36.242 Si un sustantivo está modificado por dos o más adjetivos o demostrativos, el art.
det. aparecerá, por lo general, en cada modificador. we’er’êh ’eṯ-hammar’êh haggāḏôl
hazzêh ‘Y veré esta gran visión’ (Ex. 3:3).
§36.243 Si el sustantivo regente (nomen regens, §36.311) está determinado por cualquier
razón, su modificador tomará regularmente art. det. Las excepciones están señaladas en las
secciones anteriores.
§36.244 Cuando se quiere indicar la indeterminación del nombre regente, ha de
recurrirse a una circumlocución (lo que se denomina: ‘romper la anexión’), mizmōr leḏāwîḏ
‘Un salmo de David’; mizmōr-dāwîḏ sería ‘el (único o muy conocido) salmo de David’.
§36.3 Un sustantivo en genitivo se puede emplear para modificar a otro sustantivo, cf.
§30.311. En las lenguas semíticas esto se indica generalmente por anexión o estado
constructo. De igual manera se puede indicar por la adición de un suf. pron. que será
tratado posteriormente, §36.52.

§36.31 Anexión (‫ ) ְס ִּמיכּות‬es la yuxtaposición de dos sustantivos para indicar una


relación genitival. El primer elemento pierde regularmente su acento tónico (§17.121)
produciéndose una alteración vocálica (Regla 3), y se dice de él que está en estado
constructo con la palabra siguiente.
§36.311 El primer sustantivo en una anexión se denomina sustantivo regent (nomen
regens).
§36.3111 Como el sustantivo que rige es sólo una parte de la idea expresada (‘la casa de’
no tiene sentido por sí mismo), este es indeterminado. Vendrá a ser determinado sólo si el
sustantivo al que rige está determinado.
§36.3112 El sustantivo regente queda sin determinar si el sustantivo regido no está
determinado, bileḇûš śāq ‘Con un vestido de silicio’ (Est. 4:2).
§36.3113 El sustantivo regente queda determinado si el sustantivo regido está
determinado. meḡillaṯ ’estēr ‘El libro de Ester’. ’el-reḥôḇ hā‘îr ‘A la plaza de la ciudad’
(Est. 4:6). ‘al kissē’ malḵûṯô ‘Sobre el trono de su reino’ (Est. 1:2).
§36.3114 La misma regla rige para una cadena de constructos. ‘ṓšer keḇôḏ malḵûṯô ‘Las
riquezas de la gloria de su reino’ (Est. 1:4). ‘al perî-ḡṓḏel leḇaḇ méleḵ-’aššûr ‘El fruto de la
grandeza (= soberbia) del corazón del rey de Asiria’ (Is. 10:12). ûšeār mispar qéšeṯ gibbôrê
benê-qēḏār ‘Y los sobrevivientes del número de los flecheros de los valientes de los hijos
de Cedar’ (Is. 21:17).
§36.312 La segunda palabra de una anexión es el sustantivo regido (nomen rectum). En
las lenguas semíticas flexionadas, está en genitivo, y se traduce regularmente como tal en
HEB. Frecuentemente, se denomina ‘genitivo’, y del sustantivo regente a veces se dice que
está ‘en constructo con su genitivo’. El caso del primer sustantivo en una anexión se
determina por su posición en la cláusula. Puede ser nominativo, genitivo, o acusativo. Pero
su determinación de caso, incluso en lenguas flexionadas, normalmente no aparece.
§36.3121 El sustantivo regido puede estar en anexión con otro sustantivo, y así llegar a ser
un sustantivo regente. Véanse los ejemplos en las cadenas de constructos en §36.3114.
§36.3122 Si la palabra final en una cadena de constructos está determinada, cada una de
las palabras de la cadena también estarán determinadas, cf. §36.3113s.
§36.313 Por regla general, sólo hay un sustantivo regente y un sustantivo regido en cada
anexión. Es irregular en HEB encontrar expresiones como ‘los hombres y mujeres de
Jerusalén’ o ‘casas de ladrillos y piedra’. Esta regla no afecta a la formación de cadenas
constructas, mencionadas en §36.3114. Ges. §128g.
§36.3131 Cuando ocurren dos sustantivos regentes, el segundo queda en una frase aparte y
con sufijo. ̇‫ר־הּמלְך וְ ַדתו‬
ַ ‫‘ ְד ַב‬La palabra del rey y su decreto’ (Est. 4:3). na‘ărôṯ ’estēr
wesârîséyhā ‘Las doncellas de Ester y sus eunucos’ (Est. 4:4).
§36.3132 Un solo sustantivo regente puede ser colocado en constructo con dos sustantivos
regidos si los dos se pueden entender como de una sola categoría. ‫וארץ‬ ‫קֹּנֵּ ה ׁש ַמיִּ ם‬
‘Creador de los cielos y la tierra’ (= todo, Gn. 14:19). be‘îr delāṯáyîm ûḇerîaḥ ‘En una
ciudad con puertas y cerraduras’ (e.d. puertas que se pueden cerrar y asegurar, 1 S. 23:7).
§36.3133 Por lo tanto, ’ělôhê ’aḇrāhām weyiṣḥāq weya‘ăqōḇ debe entenderse en el sentido
de ‘el Dios de los patriarcas’, mientras que ’ělôhê ’aḇrāhām ’ělôhê yiṣḥāq wē’lôhê ya‘ǎqōḇ
puede sugerir el Dios de cada uno de los patriarcas individualmente.

§36.3134 En algunas cláusulas, ‫ כֹּל‬parece que modifica dos frases. kol-‘aḇḏê hamméleḵ
we‘am meḏînôṯ hamméleḵ ‘Todos los siervos del rey y (todo) el pueblo de las provincias del
rey’ (Est. 4:11).
§36.314 Con pocas excepciones, no puede intercalarse nada entre el sustantivo regente y
el sustantivo regido. En otras palabras, el estado constructo o anexión no puede ser roto.
§36.3141 Si el sustantivo regente está calificado por un adjetivo, éste tiene que venir
después del sustantivo regido (§36.122). Por supuesto tendrá que concordar con el
sustantivo al que califica. ‫ּגְ דו̇ לה‬ ‫‘ ַו ֲעמרת זהב‬Y una gran corona de oro’ (Est. 8:15;
nótese el género del adjetivo).

§36.3142 El locativo‫ ָה‬-āh puede intercalarse entre el sustantivo regente y el regido,


’ā́rṣāh kená‘an ‘A la tierra de canaán’ (Gn. 12:5).
§36.315 A veces se evita a propósito la anexión.

§36.3151 Se puede emplear -‫ ל‬para conservar el estado de indeterminación de un


sustantivo regente cuando el sustantivo regido es determinado. Cf. §36.244.
§36.3152 Cuando hubiere dos (o más) sustantivos regentes y un solo genitivo, se emplea
un sufijo pronominal, cf. §36.3131.

§36.3153 En HEB tardío (¿?) ‫( ׁשל‬ša ‘cuál’ [cf. AC] + 1) se usa para el genitivo. ‫ַכ ְר ִּמי‬
‫‘ ׁש ִּלי‬Mi viña’ (Cnt. 1:6). bešellemî ‘¿Por causa de quién?’ (Jon. 1:7). Cf. BDB 980.4d. Este
uso de šel es muy común en HEB moderno.
§36.32 La anexión se puede utilizar para casi cualquiera de los usos del genitivo en
nuestras lenguas occidentales. En una cadena de constructos (§36.3114), cada gen. puede
tener una función diferente.
§36.321 El genitivo adjectival sirve para definir un sustantivo tanto como lo haría un
adjetivo atributivo (§36.1), el genitivo de referencia, y el genitivo de aposición.
§36.3211 El genitivo atributivo define a un sustantivo mediante un atributo. Es similar al
genitivo de materia, el genitivo de cualidad, y otros genitivos. ‫ַחיִּ ל‬ ‫‘ ּגִּ בו̇ ר‬Un hombre de
riquezas’ (Rt. 2:1).

§36.3212 El genitivo de referencia define a un sustantivo por referencia a otro, ‫ימי‬


ֵּ ‫ִּב‬
‫‘ ֻעזִּ יהּו‬En los días de Uzías’ (Is. 1:1).
§36.3213 El genitivo de aposición define un sustantivo por medio de otro sustantivo en
aposición. ‫נחו̇ ר‬ ‫‘ ִּעיר‬La ciudad de Nacar’ (= ‘la ciudad, Nacor’, Gn. 24:10). ben-’āḏām
‘Hijo de hombre’ (= ‘un ser humano’ Ez. 33:2).
§36.322 El genitivo posesivo define un sustantivo asociándolo con el que lo posee, ’el-
yāḏ ša‘ašgaz ‘A mano de Saasgaz (e.d. = al cargo de, Est. 2:14). ‫ב־הּמלְך‬
ַ ‫‘ ֵּל‬El corazón del
rey’ (Est. 1:10).
§36.3221 El genitivo de parentesco es un genitivo posesivo que define un sustantivo
relacionándolo con un hijo, un padre u otro pariente, sea real o ideal. ‫‘ ְבנֵּ י־נ ַֹּה‬Los hijos de
Noé’ (Gn. 10:1). baṯ-dôḏô ‘La hija de su tío’ (Est. 2:7).
§36.323 El genitivo subjetivo define un sustantivo de acción o de sentimiento
relacionándolo con aquel del que se deriva tal acción o sentimiento. be’ahǎḇaṯ YHWH ’eṯ-
yiśrā’ēl ‘Por el amor de YHWH a Israel’ (1 R. 10:9).

§36.3231 A veces el genitivo del autor se distingue del genitivo subjetivo. ‫מֹּׂשה‬ ‫ַמ ְׂש ַאת‬
‘El impuesto de (establecido por) Moisés’ (2 Cr. 24:6).
§36.324 El genitivo objetivo define un sustantivo relacionándolo con el objeto de su
acción o sentimiento. ‫ַהּמלְך‬ ‫ימת‬
ַ ‫‘ ֵּא‬El terror del (hacia el) rey’ (Pr. 20:2). niqmaṯ hêyḵālô
‘La venganza de su templo’ (Jer. 50:28).
§36.325 El genitivo de descripción define un sustantivo dando su cualidad, materia,
contenido, o a través de la comparación con otro sustantivo. Es fácil de confundir con el
genitivo de referencia.
§36.3251 El genitivo de cualidad: biḡḏê haqqṓḏeš ‘las vestiduras de santidad’ (Ex.
29:29). ‫צדק‬ ‫‘ מ ֹּאזְ נֵּ י‬balanzas justas’ (Lv. 19:36).
§36.3252 El genitivo de materia: ‫ֲאדמה‬ ‫‘ ִּמזְ ַבח‬altar de tierra’ (Ex. 20:24). beḥaḇlê-ḇûṣ
‘Cuerdas de lino’ (Est. 1:6).
§36.3253 El genitivo de contenido: ’éreṣ zâḇaṯ ḥālāḇ ûḏeḇāš ‘tierra que fluye de leche y
miel’ (Ex. 33:3). ‫החלב‬ ‫‘ נֹּאד‬Un odre de leche’ (Jue. 4:19).
§36.3254 Encontramos una peculiaridad idiomática hebrea en expresiones como bimeqôm
qoḏšô ‘el lugar de su santidad’ (= ‘su lugar santo’, Sal. 24:3 TM.). ‫ק ְד ִּׁשי‬ ‫‘ ַהר‬El monte de
mi santidad’ (= ‘mi santo monte’, Sal. 2:6 MT.).
§36.326 El genitivo de medida define un sustantivo dando una medida de espacio,
tiempo, o valor. ‫ׁש ַמיִּם‬ ‫‘ ג ְב ֵּהי‬Altura de los cielos’ (= a la altura de los cielos, Job 11:8). El
HEB suele usar otras construcciones, como ‘seis codos de altura’.

§36.3261 Muy similar al genitivo de medida es el genitivo de comparación. ‫יׁש־דב ִּרים‬


ְ ‫ִּא‬
‘Hombre de palabras = hombre elocuente’ (Ex. 4:10). bá‘al-haḥălômôṯ ‘Soñador’ (Gn.
37:19). ben-šānāh ‘De un año’ (Ex. 12:5).
§36.3262 Un uso importante del genitivo es el de expresar el grado superlative (§30.23).
‫‘ ְלטו̇ ב ֵּבית ַהנ ִּׁשים‬A lo mejor (la mejor parte) de la casa de las mujeres’ (Est. 2:10).
qṓḏeš qǒḏāšîm mē’iššêy YHWH ‘Es cosa santísima de las ofrendas que se queman para
YHWH’ (Lv. 2:3). ‫ֲארזיו‬ ‫‘ קו̇ ַמת‬Los más altos de sus cedros’ (Is. 37:24). miḇḥar
q rāḇếnû ‘Lo major de nuestros sepulcros’ (Gn. 23:6).
e

§36.3263 También está estrechamente relacionado el genitivo de limitación. ‫ּת ַאר‬


ֹּ ‫יְפה‬
ֵּ
‘Hermoso de semblante’ (Gn. 39:6). happārôṯ rā‘ôṯ hammar’ê ‘Las novillas malas de
h

aspecto’ (Gn. 41:4).


§36.327 El genitivo de origen, causa, o fuente define un sustantivo dando su
procedencia. ‫יהוה‬ ‫‘ ַח ְס ֵּדי‬Las misericordias de YHWH’ (Sal. 89:2 MT). ‫‘ ְּפ ִּרי־בטן‬Fruto
del vientre’ (Gn. 30:2). ṭ emē’-nép̄eš ‘Contaminado por (a causa de) un cadáver’ (Lv. 22:4).
ḥǎlal ḥéreḇ ‘Traspasado de (por medio de) espada’ (Nm. 19:16).
§36.328 El genitivo partitivo (gen. de la totalidad) define un sustantivo relacionándolo
con la totalidad de la cual es una parte. ‫ף־רגְ לּה‬
ַ ‫‘ ַכ‬La planta de su (f) pie’ (Gn. 8:9). Este
uso es muy común con los números en constructo. ‫י ִּמים‬ ‫‘ ִּׁש ְב ַעת‬Siete de días’ (Est. 1:5).
‘ad-ḥǎṣî hammalḵûṯ ‘Hasta la mitad del reino’ (Est. 5:6).
§36.3281 Nótese que un numeral en constructo delante de un sustantivo determinado no es
partitivo. ‫ַהנְ ערו̇ ת‬ ‫ ׁש ַבע‬significa ‘las siete doncellas’ no ‘siete de las doncellas’ (Est. 2:9).
§36.329 Se pueden mencionar otros usos del genitivo, pero su clasificación en una u otra
categoría es algo subjetiva. Las distinciones las han hecho los gramáticos; está claro que los
semíticos no hicieron una distinción formal, sino que juntaron todas estas clases en una a la
que llamaron genitive.
§36.4 Una frase preposicional (e.d. un sustantivo con una preposición) puede ser
usada para modificar otro sustantivo. Es importante para la exégesis cuidadosa que
distingamos entre esta frase preposicional de valor adjetival, y la frase adverbial
mencionada en §35.31. He encontrado, en mi lectura, que la frase adverbial es mucho más
común que la frase adjetival.

§36.41 Las preposiciones normales de forma ligada (§22.4) son: -‫ב‬, -‫כ‬, -‫( ל‬con las

formas compuestas - ̇‫ ְבמו‬y - ̇‫) ְכמו‬. y ‫ > ִּמן‬-·‫ ִּמ‬. Estas se deben estudiar cuidadosamente en
muchos contextos, y el estudiante debe usar ampliamente el diccionario BDB para cada
preposición.

§36.411 La preposición -‫ב‬, originalmente *bi-, pero por analogía > ba-, acus. bā́nû,
cercana-abierta beḵā y bāhém, básicamente significa ‘en’. Puede tener sentido de posición,
proximidad o ayuda, BDB 88–91, Ges. §119h-q.

§36.4111 La ‫ ב‬de posición (‫ַה ְכלי‬ ‫ ) ֵּבית‬se puede usar para indicar: posición, bešûšan ‘en
Susa’ (Est. 1:2), ‫ַבנ ִּׁשים‬ ‫‘ ַהיפה‬la más hermosa entre las mujeres’ (Cnt. 1:8), ḇiš’ārếyḵā
‘dentro de tus puertas’ (Ex. 20:10); tiempo, bišnaṯ-šéḇa‘ lemalḵûṯô ‘en el séptimo año de su
reino’ (Est. 2:16).

§36.4112 La ‫ ב‬de proximidad (‫וְ ַהנְ גִּ יעה‬ ‫ ) ֵּבית ַה ִּדיבּוק‬se emplea de la forma siguiente:
bin har k ḇār ‘en/junto al río Quebar’ (Ez. 10:20, si modifica al pronombre); yāḏô bakkōl
e e

weyaḏ kōl bô ‘su mano contra todos y la mano de todos contra él’ (Gn. 16:12). Este uso es
mucho más común en las formas adverbiales.

§36.4113 La ‫ ב‬de instrumento o compañía (‫ה ֵּעזר‬ ‫ ) ֵּבית‬se suele encontrar en frases
adverbiales como adjetivales: ̇‫‘ ֵּעץ ְב ַל ְחמו‬un árbol con su fruto’ (Jer. 11:19); ‫ְב ַעם כ ֵּבד‬
‘con mucho pueblo’ (Nm. 20:20, si modifica ‘Edom’).

§36.4114 En algunos contextos, ‫ ב‬tiene que significar ‘de’ (cf. C. H. Górdon, Ugaritic
Handbook, §§10.1, .4, .5 y ASA bn ‘de’). wayyiš’al šā’ûl baYHWH ‘Y Saúl pidió de
YHWH’ (1 S. 28:6, adverbial).

§36.4115 Después de -‫ כ‬la preposición -‫ ב‬usualmente no se emplea. ‫ר־ּפר ִּצים‬


ְ ‫‘ ְכ ַה‬Como
en el monte Perazim’ (Is. 28:21). Cf. Joüon §133h.
§36.412 La preposición -‫ל‬, originalmente *la- (pero cf. ARAB li-), acentuada lā́nû,
lejana-abierta lāšéḇeṯ, también leḵā, básicamente tiene la idea de dirección o situación con
referencia a. Su uso es mayormente adverbial. Cf. BDB 510–518, Ges. §119r-u, §119f-s.

§36.4121 La ‫ ל‬de referencia: ‫ל ִּעיר‬ ‫‘ ִּמחּוץ‬fuera de (con referencia a) la ciudad’ (1 R.


21:14). ’îš ’îš lemaṭṭêh ‘Un varón de cada tribu’ (Nm. 1:4); nép̄ eš ḥayyāh lemînāh ‘seres
vivientes según su género’ (Gn. 1:24); hǎlô’ ’ânôḵî ṭôḇ lāḵ mē‘ǎśārāh bānîm ‘¿no soy yo
mejor para ti que diez hijos?’ (1 S. 1:8), bišnaṯ-šéḇa‘ lemalḵûṯô ‘en el séptimo año de su
reino’ (Est. 2:16).

§36.4122 La ‫ ל‬de dirección (no propiamente movimiento, que por lo general requiere ‫)אל‬

sugiere la idea de llegar a ser o añadir a: ‫לצו‬ ‫‘ ַצו‬mandato sobre mandato’ (Is. 28:10);
lāḵem yihyêh le’oḵlāh ‘os serán para comer’ (Gn. 1:29, aproximando una función adverbial);
wayyíḇen ’eṯ-haṣṣēlā‘ le’iššāh ‘y formó … la costilla … en una mujer’ (Gn. 2:22, muy
adverbial). Por su naturaleza, este uso es casi siempre adverbial.

§36.4123 La ‫ ל‬de posesión se usa principalmente como perífrasis por el constructo. ‫ֵּבן‬
‫יׁשי‬
ַ ‫‘ ִּל‬Un hijo de lsaí’ (1 S. 16:18); diḇrêy hayyāmîm lemalḵêy yiśrā’ēl ‘los asuntos de los
días de los reyes de Israel’ (2 R. 15:11); welô štêy nāšîm ‘y tenía él dos mujeres’ (1 S. 1:2);
maḥšeḇôṯ šālôm welô’ lerā’āh ‘planes de bienestar y no de mal’ (Jer. 29:11).

§36.4124 De especial importancia es el uso de -‫ל‬ ‫ היה‬que con frecuencia transmite la


idea de ‘llegar a ser’, aproximando una función adverbial. ‘Mi arco he puesto en las nubes,
wehāyeṯāh le’ôṯ berîṯ y llegará a ser (será) señal del pacto’ (Gn. 9:13).

§36.413 La preposición -‫כ‬, originalmente *ka- (pero posiblemente *ki-), cercana-abierta


kā’ḗllêh, fue originalmente un sustantivo (Ges. §118s; Joüon §113g dice que parece tener
un origen demostrativo), con la idea de similitud, semejanza. Cf. BDB 453–455, Ges.
§118s-x.

§36.4131 La ‫ כ‬de cualidad funciona como modificador de un sustantivo describiéndolo

como o semejante a otro sustantivo. ‫כזֹּאת‬ ‫‘ ִּאם ְל ֵּעת‬Si para un tiempo como esto’ (Est.
4:14). mešawwêh raḡlay kā‘ayyālôṯ ‘Quien hace mis pies como (los pies) de ciervas’ (Sal.
18:34 TM). kî hû’ ke’îš ’ěmeṯ ‘Porque este (era) como varón de verdad’ (Neh. 7:2).

§36.4132 La ‫ כ‬de cantidad se emplea con números para modificar un sustantivo con

aproximación, traducido ‘aproximadamente’. ‫ִּאיׁש‬ ‫‘ ִּכ ְׁשלׁשת ַא ְל ֵּפי‬Aproximadamente


3.000 hombres’ (Ex. 32:28). ‫ּת ִּמים‬ ‫‘ ְכיו̇ ם‬Aproximadamente un día entero’ (Jos. 10:13, en
contexto adverbial). kā́mmāh ‘¿Aproximadamente qué, cuántos?’ (Gn. 47:8).
§36.4133 La ‫ כ‬de modo o limitación expresa conformidad con una norma, modelo,

comparación, etc. ̇‫‘ ִּאיׁש ִּכ ְלבבו‬Cada hombre conforme a su corazón’ (1 S. 13:14). daq
kakk p̄ôr ‘Menuda como una escarcha’ (Ex. 16:14).
e

§36.4134 A veces ‫ כ‬se repite para expresar una correspondencia recíproca completa.

‫‘ כ ַ֣מו̇ ָך ְכ ַפ ְרעֹּה‬Pues tú eres como Faraón mismo’ (Gn. 44:18). kaḥǎšêḵāh kā’ôrāh ‘Lo
mismo son las tinieblas que la luz’ (Sal. 139:12).

§36.414 La preposición ‫ ִּמן‬expresa la idea de separación o el acto o hecho de retirar(se);


y así se puede emplear para separación, fuente u origen, partición o comparación y otras
ideas similares. Cf. BDB 577–583, Ges. §119v-z, §133a-e.

§36.4141 La ‫ ִּמן‬de separación se emplea generalmente con verbos en frases adverbiales,


traducidos ‘de’, ‘desde’, ‘lejos de’, ‘procedente de’, etc.

§36.4142 La ‫ ִּמן‬de fuente u origen tiene un amplio uso: materia, persona, tiempo, etc.

‫‘ עפר ִּמן־ה ֲאדמה‬Polvo de la tierra’ (Gn. 2:7). ’im mizzéra‘ hayyehûḏîm ‘Si de la
descendencia de los judíos’ (Est. 6:13). ‫א ְתכם‬ ‫‘ ִּמיו̇ ם ַד ְע ִּּתי‬Desde el (primer) día que yo
os conozco’ (Dt. 9:24). ḥǎmat (¡cstr.!) miyyáyin ‘Ardor del (a causa de) vino’ (Os. 7:5).
miyyāmîm rabbîm ‘Después de muchos días’ (Jos. 23:1). haggibbôrîm ’ǎšer mē‘ôlām ‘Los
valientes que (eran) desde la antigüedad’ (e.d. que vivían en la antigüedad, no
necesariamente que continúan viviendo desde entonces, Gn. 6:4).
§36.4143 Una extensión de este uso es la yuxtaposición de una frase min con una ‘aḏ u
otra frase preposicional similar para expresar límites. ‫וְ ַעד־קטן‬ ‫‘ ְל ִּמּגדו̇ ל‬Desde el mayor
hasta el menor’ (Est. 1:20). minn har miṣráyim ‘aḏ-hannāhār haggāḏôl ‘Desde el río de
e

Egipto hasta el río grande’ (Gn. 15:18).

§36.4144 La ‫ ִּמן‬partitiva se usa para designar a uno o varios miembros de una clase

determinada. ‫יסים‬
ִּ ‫ן־הס ִּר‬
ַ ‫ִּמ‬ ‫‘ אחד‬Uno de (e.d. de entre) los eunucos’ (Est. 7:9). ‫ְׁש ַנִֽיִּ ם‬
‫‘ ִּמכֹּל‬Dos de toda (cada especie)’ (Gn. 6:19). Sin un numeral, me’aḇnê hammāqôm ‘una de
las piedras del lugar’ (Gn. 28:11). ‫ן־הבׂשר‬
ַ ‫ִּמ‬ ‫‘ וְ לֹּא י ִּלין‬De la carne no quedará la noche’
(Dt. 16:4). mē’aḥaḏ ’aḥế ḵā ‘Alguno de tus hermanos’ (Dt. 15:7).
y

§36.4145 Especialmente notable es la ‫ ִּמן‬de comparación. ‫ִּמ ְד ַבׁש‬ ‫¿‘ ַמה־ּמתו̇ ק‬Qué (es)
más dulce que miel?’ (Jue. 14:18). ‘ārûm mikkōl ḥayyaṯ haśśāḏê ‘Más astute que todos los
h
animales del campo’ (Gn. 3:1). gāḏôl ‘ǎwônî minneśô’ ‘Demasiado grande es mi delito
para ser soportado’ (lit. ‘grande (es) mi delito de ser soportado’, Gn. 4:13).
§36.42 Ciertas partículas se identifican como verdaderas preposiciones de forma libre.
Según eruditos competentes la mayoría o la totalidad de ellas fueron en algún tiempo
originalmente sustantivos. Deben ser estudiadas cuidadosamente en muchos contextos.

§36.421 La prep. ‫אל־( ֵּאל‬, ‫ ֱא ֵּלי‬, -‫ )אלי‬significa básicamente ‘a’, ‘y’, ‘de aquí’, ‘hacia’,
‘para’, ‘contra’, ‘en vista de’, ‘en’, ‘sobre’, ‘según”, ‘además’, etc. Principalmente se
emplea en frases adverbiales. Con frecuencia se emplea en vez de ‫ ַעל‬sobre todo en
Samuel, Reyes, Jeremías y Ezequiel. Cf. BDB 39–41.

§36.422 La preposición ‫את־( ֵּאת‬, ‫ ; ִּאּת‬también -‫ או̇ ת‬en Josué, Samuel, Reyes,
Jeremías, Ezequiel) da la idea de proximidad y por ello significa ‘con’, ‘juntamente con’,
‘para con’, ‘en’, ‘al lado de’, ‘cerca’, etc. Sugiere una cercanía más estrecha que ‫ ִּעם‬. Su
uso, por lo general, se da en frases adverbiales, pero cf. peš‘ḗynû ’ittānû ‘con nosotros
(están) nuestras iniquidades’ (Is. 59:12), ’ǎšer ’eṯ-qéḏeš ‘que (está) cerca/junto a Cedes’
(Jue. 4:11). ḥōq mē’ēṯ par‘ōh ‘ración de (con) Faraón’ (Gn. 47:22). Cf. BDB 85–87.

§36.423 La preposición ‫( ֵּבין‬fem. ‫ ) ֵּבית‬comunica la idea de un intervalo ya sea en el

espacio, en el tiempo o en cualquier otro concepto. ‫ַהּגְ ז ִּרים‬ ‫‘ ֵּבין‬Entre aquellos trozos’
(Gn. 15:17). bên bêṯ’ēl ûḇên hā‘āy ‘Entre Bet-el y Hai (nótese la repetición de ‫( ’) ֵּבין‬Gn.

13:3). ‫ְלרע‬ ‫¿‘ ַה ֵּא ַדע ֵּבין טו̇ ב‬Podré distinguir entre lo bueno y (‫ )ל‬lo malo?’ (2 S. 19:36
MT. 35 RV). Cf. BDB 107–108.

§36.424 La preposición ‫ ֲע ֵּדי( ַעד‬, -‫ )עדי‬comunica la idea de dirección hacia y de aquí


‘hasta’, ‘hasta que’, ‘mientras’, ‘durante’, ‘como aún’, ‘siquiera’, etc. Se encuentra
usualmente en frases adverbiales. Cf. BDB 723–724.

§36.425 La preposición ‫ ֲא ֵּלי( ַעל‬, -‫ )עלי‬significa básicamente altura, por esto, ‘sobre’,
‘encima de’, ‘en’, ‘con’, ‘en cuanto a’, ‘acerca de’, ‘en frente de’, ‘hacia’ y otros muchos
significados. Usualmente se encuentra en frases adverbiales. Cf. BDB 752–758.

§36.426 La preposición ‫ ִּעּמ( ִּעם‬-‫ ) ִּעּמד‬expresa la idea de compañerismo, y de aquí


‘con’. Se usa mayormente en frases adverbiales. Cf. BDB 767s.
§36.427 La mayoría de estas preposiciones pueden aparecer compuestas con otras
preposiciones, y los significados resultantes deben ser estudiados en detalle dentro de los
mismos contextos y en BDB.
§36.428 Existen varias preposiciones ‘impropias’, denominadas así porque son
reconocidas como sustantivos en cstr. seguidos de un genitivo. Algunas son compuestas
con otras preposiciones. Las más comunes son:

• ‫ ַא ַחר‬, ‫‘ ַא ֲח ֵּרי‬atrás, después de’, pl. ‘fin, detrás’ (BDB 29–30)


• ‫ ְב ִּלי‬con -‫ב‬, -‫ל‬, -ָ, ‘sin’ (BDB 115s.)
• ‫‘ מּול‬ante, en frente de’, (BDB 557)
• ‫ ֻעּמה‬+ ‫‘ ל‬junto a, al lado de’, (BDB 769)
• ‫‘ ַי ַען‬por/a causa de’, (BDB 774)
• ‫ ַמ ַען‬+ ‫‘ ל‬a causa de, para que, por, para’ (BDB 775)
• ‫ נִֽגד‬+ ‫‘ ל‬delante de, ante, en frente de’ (BDB 617)
• ‫ ס ִּביב‬+ preps. ‘en derredor, en torno a, alrededor de’ (BDB 687)
• ‫ ְּפנֵּ י‬+ preps. ‘delante de, ante’ (BDB 816–819)
• ‫ תו̇ ְך‬+ ‫‘ ב‬en medio de’ (BDB 1063)
• ‫‘ ַּת ַחת‬debajo de, bajo, en lugar de, en vez de’ (BDB 1065s.)
§36.43 Una preposición rige normalmente un solo objeto, y tiene que repetirse cuando
dos o más palabras están regidas por la misma idea. Sin embargo, cuando se da una frase
muy unida, puede presentarse una sola preposición. millip̄ nê hamméleḵ wehammalkāh
‘Delante del rey y la reina’ (Est. 7:6). ‘al-gelîlê ḵésep̄ we‘ammûḏê šēš ‘En anillos de plata y
columnas de mármol’ (los anillos y las columnas juntamente sujetan el pabellón, Est. 1:6).
§36.5 Un sustantivo puede ser modificado por un pronombre (§§30.312–.3128).
§36.51 Como el HEB no declina los pronombres personales, el pronombre no se da en
genitivo.
§36.52 El sustantivo puede ser modificado por un sufijo pronominal. En las lenguas
semíticas flexionadas, este sufijo se presenta en genitivo y en HEB se traduce generalmente
como tal, ya sea por ‘de’ o por un pronombre posesivo.

§36.521 El sufijo pronominal es usualmente posesivo. ‫‘ ְב ֵּעיניו‬En sus (m) ojos’ (Est.
2:9).

§36.522 El sufijo pronominal puede ser un genitivo subjetivo. ‫ּובקׁש ִּתי‬


ַ ‫‘ ְׁש ֵּאל ִּתי‬Mi
petición y mi súplica’ (Est. 5:7).
§36.523 El sufijo pronominal puede ser un genitivo objetivo. ‫וְ ִּח ְּתכם‬ ‫ּומֹור ֲאכם‬
ַ ‘El
temor y el miedo de vosotros’ (Gn. 9:2).

§36.524 El sufijo pronominal puede ser un genitivo de referencia. ‫‘ ַּת ְמ ֻר ֵּקיהן‬Sus


ungüentos’ (e.d. para su uso; Est. 2:3).

§36.525 El sufijo pronominal puede ser un genitivo de origen. ‫זַ ְרעָך‬ ‫‘ כֹּה יִּ ְהיה‬Así será
tu descendencia’ (e.d. los que siguen su origen a ti; Gn. 15:5).
§36.526 No cabe duda de que existen otras categorías de genitivos que podrían ser
representadas por sufijos pronominales, dado que son muy comunes. Si incluimos el
infinitivo constructo entre los sustantivos, entonces tendremos que identificar también
algunos sufijos pronominales como acusativos del objeto.
§36.53 Un sustantivo puede ser modificado por un pronombre personal para aclarar o
dar énfasis. ‫דנִּ יֵּ אל‬ ‫‘ ִּכ ְרא ִֹּּתי ֲאנִּ י‬Cuando yo Daniel vi’ (Dn. 8:15). ‫‘ ֲאד ֹּני הּוא‬El Señor
mismo’ (Is. 7:14). hayyehûḏîm hḗmmāh ‘Los judíos mismos’ (Est. 9:1).

§36.531 Muy relacionado con el uso del pronombre es el uso de o ‫ נפׁש‬o ‫‘ עצם‬ser >

mismo’. ‫נַ ְפ ִּׁשי‬ ‫א־א ַדע‬


ֵּ ֹּ ‫‘ ל‬Yo no me conozco a mí mismo’ (Job 9:21). ‫ּוכעצם ַהׁש ַמיִּם‬
ְ
‘Semejante al mismo cielo’ (Ex. 24:10).
§36.54 Un sustantivo puede ser modificado por un pronombre demostrativo (§30.3123).
‫‘ ב ֵּעת ַהזֹּאת‬En este tiempo’ (Est. 4:14). bayyôm hahû’ ‘en aquel día’ (Est. 5:9). Para
‫ הּוא‬y ‫ זה‬cf. BDB 214–216, 260–262; Joüon páginas 443–446.

§36.541 El pronombre demostrativo ‫ זה‬es usado con palabras que indican número o

tiempo de forma sobresaliente. ‫יֹום‬ ‫לֹוׁשים‬


ִּ ‫‘ זה ְׁש‬Ahora por estos treinta días’ (Est. 4:11).
‘attāh zêh yāḏá‘tî ‘Ahora/esta vez conozco’ (1 R. 17:24).

§36.542 ‫( זה‬y menos frecuente ‫ )זֹּאת‬se emplea en maneras que habrían de ser
estudiadas con cuidado, cf. BDB 260ss.
§36.55 Omitido arbitrariamente.
§36.56 Omitido arbitrariamente.
§36.57 Un sustantivo puede ser modificado por una cláusula relativa usada como
adjetivo, cf. §38.4.
§36.6 Un sustantivo puede ser modificado por otro sustantivo o por una cláusula
sustantival en aposición (cf. §30.251).
§36.61 El apositivo puede ser un sustantivo. hamméleḵ ’ăḥašwērôš ‘El rey Asuero’
(Est. 1:2). ‫ְבתּולה‬ ‫‘ ַנ ֲערה‬Una joven (una) virgen’ (1 R. 1:2). ‫‘ ִּאיׁש כ ֵֹּּהן‬Un varón (un)
sacerdote’ (Lv. 21:9).

§36.62 El apositivo puede ser una frase. ‫י ִּאיר‬ ‫‘ מ ְר ְד ַכי בן‬Mardoqueo el hijo de Jair’
(Est. 2:5). mištêh šiḇaṯ yāmîm ‘Un banquete, (por) siete días’ (Est. 1:5).
§36.63 El apositivo puede ser un infinitivo constructo.

§36.64 El apositivo puede ser un participio. ‫אֹּנֵּ ס‬ ‫‘ ַכדת ֵּאין‬Según la ley: no


obligando’ (Est. 1:8).

§36.65 El apositivo puede ser una cláusula. ‫וְ ַעד־כּוׁש‬ ‫הּוא ֲא ַח ְׁשוֵּ רֹוׁש ַהּמ ֵֹּּלְך ֵּמ ַ֣הֹּדּו‬
‘El Asuero que reinó desde la India hasta Etiopia’ (Est. 1:1). biḵlê zāhāḇ weḵēlîm mikkēlîm
šônîm ‘En vasos de oro, y vasos diferentes unos de otros’ (Est. 1:7).
§36.651 La identificación de una cláusula aposicional es algo subjetivo, dado que es una
cláusula adjetival descriptiva (y no restrictiva). En castellano, la ausencia de un pronombre
relativo probablemente indicaría una cláusula aposicional, pero en HEB el artículo
determinado y el pronombre demostrativo pueden servir para este fin.

§36.66 El vocativo es un apositivo. ‫א ְס ֵּּתר‬ ‫¿‘ ַמה־לְך‬Qué a ti [qué tienes], Ester?’


(Est. 5:3). ‫ֵּלְך‬ ‫‘ חֹּזה‬Vidente, ¡vete …!’ (Am. 7:12).
§36.7 Un sustantivo puede ser modificado por un participio o una cláusula de
participio. hayyehûḏîm hannimṣe’îm bešûšān ‘Los judíos que se hallan en Susa’ (Est. 4:16).
kir’ôṯ hamméleḵ ’eṯ-’estēr hammalkāh ‘ôméḏeṯ beḥāṣēr ‘Cuando el rey vio a la reina Ester
que estaba en el patio’ (Est. 5:2).
§36.8 Omitido arbitrariamente.
§36.9 Un sustantivo puede ser modificado por un numeral. Dado la complejidad del
sistema numérico, el estudiante debe leer con cuidado §§26.2–9, y repasar frecuentemente
las secciones más importantes. Ges. §134.

§36.91 El numeral ‘1’ como adjetivo sigue a su sustantivo y concuerda con él. ‫וְ היּו‬
‫‘ ְלבׂשר אחד‬Y serán una sola carne’ (Gn. 2:24). ‫‘ וְ ׂשפה ַא ַחת‬Y un solo lenguaje’ (Gn.
11:6). ‫ֲאח ִּדים‬ ‫‘ ְּודב ִּרים‬Y unas mismas palabras’ (Gn. 11:1).
§36.92 Los numerales ‘2’ a ‘10’ se pueden emplear de cualquiera de las tres maneras
siguientes: en cstr. antes del sustantivo, en absoluto antes del sustantivo, y en abs. después
del sustantivo. El sustantivo estará en plural. Ges. §134a-c.
§36.921 Un numeral actuando como sustantivo puede estar en constructo delante de otro
sustantivo, cf. Ges. §26.23, .82. ‫י ִּמים‬ ‫‘ ְׁשלׁשת‬Tres días’ (Est. 4:16). šelôš se’îm qémaḥ
sṓleṯ ‘Tres medidas (f.) de harina candeal’ (Gn. 18:6). Cf. §36.3s.
§36.922 El numeral en absoluto como sustantivo puede estar ante otro sustantivo que en
realidad está en aposición (§36.61), cf. Ges. §131d, §134b. ‫אׁשים‬
ִּ ‫ר‬ ‫‘ וְ היה ְל ַא ְרבעה‬Y se
convirtió en cuatro brazos’ (lit. cabezas) (Gn. 2:10). ‫קֹּמתֹו‬ ‫‘ וְ ׁשלׁש ַאּמֹות‬Y (de) tres
codos su altura’ (Ex. 27:1).
§36.923 El numeral en abs. actuando como adjetivo puede estar detrás de un sustantivo
en absoluto. ‫ֲעׂשרה‬ ‫‘ ּופ ִּרים‬Y diez novillos’ (Gn. 32:16).

§36.924 El numeral ‘2’ puede tomar un sufijo pronominal (cf. §36.52). ‫ֲא ַנ ְחינּו‬ ‫ְׁש ֵּניּו‬
‘Nosotros dos’ (1 S. 20:42). ‫( ְׁשנֵּ יהם‬Gn. 2:25), ‫( ְׁש ֵּּתיהן‬1 S. 25:43), ‫( ְׁש ֵּּתיהם‬Rt. 1:19;
4:11) ‘ellos/ellas dos’.
§36.93 Los numerales ‘11’–’19’ generalmente toman el objeto en singular con los
siguientes sustantivos: ‫‘ יֹום‬día’, ‫‘ ׁשנה‬año’, ‫‘ ִּאיׁש‬hombre’, ‫‘ נפׁש‬alma’, ‫‘ ׁשבט‬tribu’, y

‫‘ ַמ ֵּצבה‬columna’, y a veces con ‫‘ ַאּמה‬codo’, ‫‘ ַ֣חֹּדׁש‬mes’, ‫‘ ִּעיר‬ciudad’, y ‫‘ ׁשקל‬ciclo’.


Otros sustantivos están en plural. Ges. §134f.
§36.931 Los sustantivos mencionados en §36.93, en el singular siguen al numeral y no
llevan artículo. ‫ִּאיׁש‬ ‫‘ ְׁשנֵּ י עׂשר‬Doce hombres’ (Jos. 3:12). ‫‘ ֲח ֵּמׁש ע ְׂש ֵּרה ַאּמה‬Quince
codos’ (Gn. 7:20). Acerca de la flexión de los numerales, cf. §26.25.
§36.932 Los sustantivos en plural también siguen el numeral y no llevan artículo.
‫‘ ְל ַא ְרבעה עׂשר ְכב ִּׂשים‬Los catorce corderos’ (Nm. 29:15). ‫‘ וְ ֵּׁשׁש ע ְׂש ֵּרה בנֹות‬Y
dieciséis hijas’ (2 Cr. 13:21). Cf. §26.25.
§36.94 Los múltiplos de diez (20, 30, 40, etc.) pueden anteponerse o seguir al sustantivo
al que modifican. Si el numeral se antepone, ciertos nombres muy comunes pueden ir en
singular. ‫ׁשנה‬ ‫‘ ַא ְרב ִּעים‬Cuarenta años’ (Jue. 3:11). ‫‘ ע ְׂש ִּרים אלף‬20.000’ (1 Cr. 18:4).
‫‘ ע ְׂשרים ְקר ִּׁשים‬Veinte tablas’ (Ex. 36:23). ‫‘ וְ ֵּא ִּילים ע ְׂש ִּרים‬Y veinte machos cabríos’
(Gn. 32:15 TM).
§36.941 Los numerales compuestos de decenas y unidades (21, 42, 75, etc.) pueden
emplearse de varias maneras. Nótese lo siguiente:

• ‫‘ ְׁש ַּתיִּ ם וְ ִּׁש ִּשים ׁשנה‬62 años’ (Gn. 5:20),


• ‫ּוׁשמֹּנה ׁשנה‬
ְ ‫לׁשים‬
ִּ ‫‘ ְׁש‬38 años’ (Dt. 2:14),
• ‫בעים ׁשנה‬
ִּ ‫‘ ח ֵּמׁש ׁשנִּ ים וְ ִּׁש‬75 años’ (Gn. 12:4),
• ‫ּוׁש ַנִֽיִּ ם‬
ְ ‫‘ ַהש ֻב ִּעים ִּׁש ִּשים‬las 62 semanas’ (Dn. 9:26).
Cf. BDB 797. 2a-c.

§36.95 Con los numerales ‫‘ אה‬100’ y ‫‘ אלף‬1.000’ hay una variedad considerable, y el
estudiante debe notar los varios métodos en BDB 547s. y 48s. respectivamente. Cf. §26.271
y §26.281, y Ges. §134g.
§36.96 Después del numeral se omiten con frecuencia ciertas unidades de medida o
peso. ‫כסף‬ ‫‘ אלף‬1.000 (ciclos de) plata’ (Gn. 20:16), ‫ארְך‬
ֹּ ‫‘ ֵּמאה‬100 (codos) de
longitud’ (Ex. 27:11), ‫‘ ְׁש ֵּּתי־לחם‬dos (‫ ִּככר‬círculos) de pan’ (1 S. 10:4), ‫ְׂשעֹּרֹות‬ ‫‘ ֵּׁשׁש‬6
(efas de) cebada’ (Rt. 3:15). Ges. §134n. Con los días del mes, ‫ יֹום‬queda omitida

usualmente, ‫לחֹּדׁש‬ ‫‘ ְבאחד‬al primer (día) del mes’ (Gn. 8:5).


§36.97 Los numerales ordinales (sólo 1–10 tienen indicación morfológica, cf. §26.3 ss.)
funcionan como verdaderos adjetivos y están sujetos a las normas dadas en §36.1s.
Usualmente el artículo determinado se omite con los numerales mayores de 10.
§36.971 Para numerar los años y los días del mes, se usan los cardinales (incluso 1–10).
‫‘ ִּבׁשנַ ת ׁשלׁש‬En el tercer año’ (1 R. 15:25). ‫‘ ְב ַא ְר ַבע ע ְׂש ֵּרה ׁשנה‬En el año
decimocuarto’ (1 R. 6:1). ‫אחד‬ ‫‘ ְביֹום‬En el primer día’ (Esd. 10:16).

§36.972 Cuando se numeran los meses, siempre se emplean los ordinales. ‫ַעד ַהחֹּדׁש‬
‫‘ ה ֲע ִּׂש ִּירי‬Hasta el mes décimo’ (Gn. 8:5). ‫‘ ַבחֹּדׁש ַה ִּׁש ִּשי‬En el mes sexto’ (Hag. 1:1).
§36.973 Se debe notar que ‘el mes primero’ siempre es Nisán, aunque el año comenzara
en Nisán o en Tisri. Cf. Jer. 36:23, que indica que el mes noveno (36:9) era en el invierno,
aunque en el calendario fuese Tisri-Elul.
§37. Un modificador se puede emplear para modificar a otro modificador. En
general se puede decir que se tratará de adjetivos o de adverbios, pero en HEB la distinción
entre adverbios y adjetivos no siempre está del todo clara.
§37.1 Un adjetivo o cualquier calificador adjetival puede ser modificado por un
adverbio o una cláusula o frase adverbial. ‫ְמאֹּד‬ ‫‘ וְ ִּהנֵּ ה־טֹוב‬Y he aquí (que era) muy
bueno’ (Gn. 1:31). kî ṭôḇ hā‘ēṣ lema’ăḵāl ‘Que el árbol (era) bueno para comer’ …
weneḥmāḏ hā‘ēṣ lehaśkîl ‘y el árbol [era] codiciable para alcanzar la sabiduría’ (Gn. 3:6).
raq ra‘ kol-hayyôm ‘De continuo solamente al mal’ (Gn. 6:5). ‫ְב ֵּעינֵּ יכם‬ ‫‘ ַכטֹוב‬Lo que
(sea) bueno en tus ojos’ (Est. 8:8).

§37.11 Es muy común el uso de ‫ לֹּא‬con un adjetivo para formar un adjetivo de sentido

contrario (como el α[ν]- privativo de GR). ‫לֹּא־חכם‬ ‫‘ ֵּבן‬Un hijo no sabio’ (Os. 13:13). Cf.
BDB 519.2.a. Su plasmación en la traducción será adjetival.
§37.2 Un genitivo adjetival puede ser modificado por otro adjetivo o una frase
adjetival.
§37.21 Esto se encuentra con frecuencia en anexión, donde un sufijo pronominal
modifica al genitivo. ‫ַחייָך‬ ‫יְמי‬
ֵּ ‫‘ כֹּל‬Todos los días de tu (m.) vida’ (Gn. 3:17).

§37.22 También se puede encontrar en una cadena de constructos. ‫ֵּבית־‬ ‫ִּל ְפנֵּ י ֲח ַצר‬
‫‘ ַהנ ִּׁשים‬Delante del patio de la casa de las mujeres’ (Est. 2:11).

§37.3 Un modificador aposicional puede ser modificado. ‫ַה ִּבירה‬ ‫ׁשּוׁשן‬


ַ ‫‘ ְב‬En Susa el
alcázar’ (Est. 2:5). ‫ַבת־דֹודֹו‬ ‫‘ א ְס ֵּתר‬Ester la hija de su tío’ (Est. 2:7). qaḥ-nā’ ’eṯ-binḵā
’eṯ-y ḥîḏḵā ‘Toma a tu hijo, tu hijo único’ (Gn. 22:2).
e

§37.4 Una frase adverbial puede ser modificada. kî gēr yihyêh zar‘ăḵā be’éreṣ lô’
lāhem ‘Que tu descendencia morará en una tierra no suya (= ajena)’ (Gn. 15:13).
§38. Las oraciones compuestas y complejas. Por razones estilísticas, la mayoría de
las oraciones no se limitan a una sola cláusula, sino que están compuestas por dos o más
cláusulas. Éstas se denominan oraciones compuestas o complejas.
§38.1 Una oración compuesta (§30.421) consta de dos o más cláusulas independientes
o correlativas. Una de ellas o dos (o todas) pueden ser en HEB cláusulas sin verbo (§31.).
En castellano las cláusulas, por lo general, se unen por una conjunción coordinativa
(§30.361). wattôsep̄ ’estēr watteḏabbēr wattippō l lip̄ nê hamméleḵ wattēḇke ‘Y volvió Ester
y habló delante del rey y habló a sus pies y lloró’ (Est. 8:3). ‫ארּור ְכב ַען עבד ֲעב ִּדים‬
‫‘ יִּ ְהיה ל ֱאחיו‬Maldito (sea) Canaán, siervo de siervos será a sus hermanos’ (Gn. 9:25).
§38.11 Las cláusulas conjuntivas son cláusulas independientes que están colocadas en
yuxtaposición para completar un enunciado. En castellano se unen por medio de una
conjunción coordinativa (§30.361) y frecuentemente también en HEB. wattō’már še’ēlāṯî
ûḇaqqāšāṯî Y Ella dijo: (ésta es) mi petición y (ésta es) mi súplica’ (Est. 5:7). ‫ּובנֵּ י‬
ְ
‫‘ יִּ ְׂשר ֵּאל ּפרּו וַ יִּ ְׁשרצּו וַ יִּ ְרבּו ַי ַע ְצמּו‬Y los hijos de Israel fructificaron y se multiplicaron,
y fueron aumentados y fortalecidos en extremo’ (Ex. 1:7).
§38.111 Los enunciados pueden ser interrogativos. ‫וְ קאתי‬ ‫¿‘ ַה ֵּא ֵּלְך‬Iré y llamaré?’ (Ex.
2:7).

§38.112 A veces esta forma se emplea para dar énfasis. ‫ִּמי־‬ ‫ִּמי ׂשם ּפה לאדם אֹו‬
‫¿‘ יׂשּום אֹו ִּּפ ֵּק ַח אֹו ִּעּוֵּ ר‬Quién dio la boca al hombre? ¿O quién hizo al mudo y al sordo,
al que ve y al ciego?’ (Ex. 4:11). Es evidente que las dos cláusulas se refieren al mismo
Dios.
§38.12 Las cláusulas adversativas o disyuntivas se colocan en contraste para formar un
enunciado. En castellano frecuentemente se unen por la conjunción ‘pero’ (o cualquier otra
conjunción adversativa), mientras que en HEB se emplea con mucha frecuencia la
conjunción -‫‘ ו‬y’. Por lo tanto las cláusulas conjuntivas y disyuntivas correlativas han de ser

distinguidas por el contexto. ‫ִּמּמנּו‬ ‫‘ וְ הֹּ ַכ ְחּתיו ְב ֵּׁשכט ֲאנ ִּׁשים … וְ ַח ְס ִּדי לֹּא־יסּור‬Y yo
le castigaré con vara de hombres … pero mi (pacto de) lealtad/misericordia/amor no lo
apartaré de él’ (2 S. 7:13–14).
§38.13 El uso de cláusulas coordinadas se denomina parataxis, en contraposición a la
hipotaxis o uso de cláusulas subordinadas. El HEB parece preferir parataxis, mientras que
el GR (y el castellano) prefieren hipotaxis.
§38.14 Las cláusulas correlativas son cláusulas independientes que están en
yuxtaposición, para señalar contraste (‘o … o …’) o acumulación (‘no sólo … sino que
…’). Normalmente se unen por medio de conjunciones correlativas (§30.363). ‫ּגַ ם־קֹּב לֹּא‬
‫‘ ִּּתקבנּו ּגַ ם־ב ֵּרְך לֹּא ְתב ֱכנּו‬Ya que no lo maldices, tampoco lo bendigas’ (Nm. 23:25).
§38.141 En cláusulas correlativas la elipsis es bastante común (§30.3631). welô’-yāmû́ ṯû
ḡam-hēm gam-’attem ‘Para que no mueran ni ellos ni vosotros’ (Nm. 18:3). ‫ר ֵֹּּעה צֹּאן‬
‫בֹותינּו‬
ֵּ ‫ם־א‬
ֲ ַ‫ם־א ַנ ְחנּו ּג‬
ֲ ַ‫‘ ֲעבדיָך ּג‬Pastores de ovejas son tus siervos, así nosotros como
nuestros padres’ (Gn. 47:3).

§38.142 Las cláusulas pueden ser interrogativas. ‫ֲהנֵּ ֵּלְך אל־רמֹּת ּגִּ ְל ַעד ַל ִּּמ ְלחמה‬
‫¿‘ ִּאם־נ ְחדל‬Iremos a pelear contra Ramot de Galaad o la dejaremos?’ (1 R. 22:15).
ha’ěnôš mē’lôah yiṣdāq ’im mē‘ôśḗhû yiṭhar-gā́ḇer ‘¿Será el hombre más justo que Dios? o
¿Será el varón más limpio que el que lo hizo (= su creador)?’ (Job 4:17).

§38.143 Las cláusulas pueden ser correlativas condicionales. ‫אֹו־בת יּגַ ח ַכ ִּמ ְׁשּפט‬
ַ
‫‘ ַהזה יֵּ עׂשה לֹו‬Si [el buey] haya acorneado a hijo, o haya acorneado a hija, conforme a
este juicio se hará con él’ (Ex. 21:31).
§38.2 Una oración compleja (§30.422) se compone de dos o más cláusulas, de las que
por lo menos una será independiente (§30.4221), y por lo menos una será dependiente o
subordinada (§30.4222). En HEB es posible usar una cláusula sin verbo bien en una o en
las dos posiciones. Más importante es el hecho de que la subordinación en HEB puede
indicarse por el contexto (y por lo tanto aparecer en la traducción) aunque el texto HEB
sólo contenga cláusulas coordinadas.
§38.21 La cláusula subordinada es en realidad un modificador que modifica a la
cláusula principal. Puede por lo tanto ser sustantival, adjetival o adverbial, (cf. §30.411).
§38.22 La cláusula subordinada en castellano se introduce, generalmente, por una
conjunción subordinada (§30.362). En HEB -‫ ו‬puede introducir una cláusula que en el
contexto ha de ser traducida con una conjunción subordinada. Nótese Est. 5:9–10. Las
cláusulas comienzan con las palabras wayyêṣē’ … weḵir’ôṯ hāmān … welô’qām, welô’ zā …
wayyimmālē’ … wayyiṯ’appēq … wayyāḇô’ … wayyišlaḥ, wayyāḇē’. RV lo traduce así: ‘y
salió Amán … pero cuando vio … que no se levantaba ni se movía … se llenó … pero se
refrenó … y vino a su casa, y mandó llamar a …’.
§38.23 Un nombre propio u otro sustantivo cualquiera puede colocarse en constructo
con un verbo finito produciendo el efecto de poner el verbo en subordinación. Algunos
gramáticos han rechazado esta idea, pero el hecho ha quedado bien establecido. Véanse los
numerosos ejemplos en Ges. §130d. Este mismo fenómeno gramatical se encuentra en AC,
ARAB (cf. Wright, Arabic Grammar. II 222A), y probablemente UGAR ‫דוִּ ד‬ ‫ִּק ְריַת חנה‬
‘la ciudad de (donde) David acampó’ (Is. 29:1). ‫ׁשלח‬
ַ ‫ִּּת‬ ‫‘ ְׁש ַלח־נא ְביַ ד‬Envía, por favor,
por la mano de (quienquiera) desees enviar’ (Ex. 4:13).
§38.3 Una cláusula sustantival (o cláusula nominal) es una cláusula que hace las
veces de un sustantivo, ya sea como sujeto, como objeto directo de un verbo, en aposición a
un sustantivo o como predicado en una cláusula sin verbo, bien sea en una cláusula
principal o en una subordinada.
§38.31 La cláusula sustantival puede funcionar como sujeto de un verbo (§33.6) o de
una predicación sin verbo (§32.141). ‫בכם‬ ‫ּתֹועבה ְיִּב ַחר‬
ֵּ ‘Abominación (es) al que os
escogió’ (Is. 41:24).

§38.32 La cláusula sustantival puede funcionar como objeto directo de un verbo. ‫וַ יַ ְרא‬
‫ל־אׁשר עׂשה‬
ֲ ‫ֹלהים את־כ‬
ִּ ‫‘ ֱא‬Y vio Dios todo lo que había hecho’ (Gn. 1:31).
§38.321 Con los verbos de decir, pensar, ver, etc.(verba cordis), el objeto es
generalmente una cláusula que se denomina discurso indirecto (estilo indirecto, §38.82). La
cláusula puede ser introducida por ‫ ִּכי‬, ‫ ֲאׁשר‬simple -‫ ו‬o sin ninguna conjunción. ‘Y

Mardoqueo le declaró ‫קרהּו‬ ‫ל־אׁשר‬


ֲ ‫ ֵּאת כ‬todo lo que le había acontecido’ (Est. 4:7).
§38.4 La cláusula sustantival puede funcionar como una cláusula adjetival,
modificando a cualquier otro sustantivo (cf. §§36., .1, .3, .4).

§38.41 Puede modificar al sujeto o al predicado de una cláusula sin verbo. ‫ַא ְׁש ֵּרי‬
‫‘ ה ִּאיׁש י ֱהסה־בֹו‬Dichoso el varón él (= aquel) que confía en Él’ (Sal. 34:9). ‘Yo soy
YHWY ‫ַכ ְׂש ִּדים‬ ‫אתיָך ֵּמאּור‬
ִּ ‫הֹוצ‬
ֵּ ‫ ֲא ֵּׁשר‬que te saqué de Ur de los caldeos’ (Gn. 15:6).
‘YHWH es mi roca, ‫ א ֱחסה־בֹו‬en que confiaré’ (Sal. 18:3).

§38.42 Puede modificar al sujeto o al objeto de un verbo. ‘Y la doncella ‫יטב‬


ַ ‫ֲאׁשר ִּּת‬
‫ ְב ֵּעינֵּ י ַהּמלְך‬que agrade a los ojos del rey reine en lugar de Vasti’ (Est. 2:4). ‘Y puso allí
al hombre (Adán) ‫יצר‬ ‫ ֲאׁשר‬que había formado’ (Gn. 2:8).
§38.421 Frecuentemente la cláusula modificante es participial. ‘Porque han muerto todos
los hombres ‫את־נַ ְפׁשָך‬ ‫ ַה ְמ ַב ְק ִּׁשים‬que buscaban tu vida’ (Ex. 4:19). ‘He aquí que os he
dado toda planta ‫זִֽ ַרע‬ ‫ ז ֵֹּּר ַע‬que da semilla (= es seminífera)’ (Gn. 1:29).

§38.422 Con frecuencia se encuentra elipsis. ‘Y vio Dios ‫עׂשה‬ ‫ל־אׁשר‬


ֲ ‫ את־כ‬todo lo
[cada cosa] que había hecho’ (Gn. 1:31). Es fácil tomar la cláusula entera como un objeto
después de ‫ ֵּאת‬.

§38.43 Puede modificar a un objeto indirecto o al objeto de una preposición. ‘Mirad a la


piedra ‫ ֻח ַצ ְבּתם‬de donde fuisteis cortados, y al hueco de la cantera ‫ נֻ ַק ְרּתם‬de donde

fuisteis arrancados’ (Is. 51:1). ‘Al banquete ‫לֹו‬ ‫ ֲאׁשר־ע ִּׂש ִּתי‬que he preparado para él’
(Est. 5:4).
§38.44 Puede modificar otro modificador. ‘Y heriré a Egipto con todas mis maravillas
‫ ֲאׁשר א ֱעׂשה ְב ִּק ְרבֹו‬que haré en medio de él’ (Ex. 3:20). ‘Y Ester llamó a Hatac, uno de
los eunucos del rey ‫ְלפ ֵּניה‬ ‫ ֲאׁשר ה ֱע ִּמיד‬que él (el rey) había puesto al servicio de ella’
(Est. 4:5). ‘He visto la aflicción de mi pueblo ‫ְב ִּמ ְצריִּם‬ ‫ ֲאׁשר‬que (está) en Egipto’ (Ex.
3:7).

§38.45 También puede funcionar como apositivo. ‘Mardoqueo ‫ֲאׁשר ַה ִּחלֹות ִּלנְ ּפֹּל‬
‫ ְלפניו‬delante de quien has comenzado a caer’ (Est. 6:13).
§38.46 En varios casos, por cuestiones de estilo o necesidad, encontramos el uso de un
pronombre ‘retrospectivo’. ‘Porque el lugar ‫עליו‬ ‫עֹומד‬
ֵּ ‫ ֲאׁשר ַאּתה‬en que tú estás (lit. en
el cual tú estás sobre él)’ (Ex. 3:5). ‘Así se hará al varón ‫ִּביקרֹו‬ ‫ ֲאׁשר ַהּמלְך ח ֵּפצ‬cuya
honra desea el rey’ (Est. 6:11).
§38.5 Una cláusula adverbial modifica la cláusula principal definiendo el tiempo, el
lugar, la causa, el propósito, el resultado, o las circunstancias de la predicación principal.
Cf. §30.13, §35.4 ss.
§38.51 Una cláusula temporal modifica la cláusula principal refiriéndola a una acción o
a un estado anterior, simultáneo o posterior a la predicación principal. Las conjunciones
más comunes en castellano son: ‘antes (de) que’, ‘cuando o mientras (que)’, ‘después (de)
que’, respectivamente. En HEB existen varias maneras de expresar una modificación
temporal, y el estudiante debe observarlas con cuidado.

§38.511 Para indicar tiempo anterior a la predicación principal se emplea ‫טרם‬, ‫ ִּל ְפנֵּ י‬,

‫ל־ּפנֵּ י‬
ְ ‫ ַע‬o cláusulas coordinadas sin indicación de subordinación.

§38.5111 ‫ טרם‬significa ‘aún no’ y por lo tanto se coloca antes del imperfecto. ‫ְבטרם‬
‫‘ ּתבֹוא ֲא ֵּלהן ַה ְמיַ לדת‬Antes que llegue a ellas la partera ya han dado a luz’ (Ex. 1:19).
‘Iré y le veré ‫אמֹות‬ ‫ ְבטרם‬antes que yo muera’ (Gn. 45:28, lit. ‘cuando aún yo no haya
muerto’).

§38.5112 ‫ ִּל ְפנֵּ י‬o ‫ל־ּפנֵּ י‬


ְ ‫ ַע‬significa ‘antes de, antes que’. ‘Tu padre mandó ‫ִּל ְפנֵּ י מֹותֹו‬
antes de su muerte’ (Gn. 50:15). ‫ת־סד ֹּם‬
ְ ‫א‬ ‫‘ ִּל ְפנֵּ י ַׁש ֵּחת יהוה‬Antes que destruyese
YHWH a Sodoma … fue como el huerto de YHWH’ (Gn. 13:10). ‘Y murió Harán ‫ל־ּפנֵּ י‬
ְ ‫ַע‬
‫ ּת ַרה א ִּביו‬antes que (muriera) su padre Taré’ (Gn. 11:29). ‫ ְּפנֵּ י‬se emplea con infinitivo
constructo y con nombres propios, como regla general.

§38.512 Para indicar el tiempo simultáneo a la predicación principal se usan -‫ב‬, -‫ כ‬o

compuestas de ellas con infinitivo constructo. ‫ עֹוד‬y sus compuestos también pueden usarse
en cláusulas no verbales, y cláusulas coordinadas pueden expresar la idea de simultaneidad.

§38.5121 Muy común es el uso de -‫ ב‬con el infinitivo constructo. ‘Y sucederá ‫ַב ֲעבֹּר‬
‫ ְכב ִֹּּדי‬cuando pase mi gloria, que yo te pondré en una hendidura de la peña’ (Ex. 33:22).
Cf. §35.421.
§38.5122 También se emplean los compuestos con ‫ב‬. ‫ֲעׂשֹו‬ ‫‘ ְביֹום‬En el día (= cuando)
Dios hizo la tierra y los cielos’ (Gn. 2:5). ‫ֲאׁשר‬ ‫ל־עת‬
ֵּ ‫‘ ְבכ‬Cada vez que yo veo a
Mardoqueo …’ (Est. 5:13).

§38.5123 ‫ כ‬se emplea, solo o con compuestas, frecuentemente con el infinitivo constructo
para expresar la idea de ‘cuando, mientras (que)’. ‘En aquellos días, ‫ַהּמלְך‬ ‫ ְכׁשבּת‬cuando
se sentaba el rey sobre el trono’ (Est. 1:2). ‘Y yo ‫ׁשכ ְל ִּּתי‬ ‫ ַכ ֲאׁשר ׁש ַ֣כֹּ ְל ִּּתי‬cuando haya
sido privado estaré privado’ (Gn. 43:14, indicando resignación).

§38.5124 ‫‘ עֹוד‬mientras, aún’ se emplea en cláusulas sin verbo y con ptcps. ‫עֹודם‬
‫‘ ְמ ַד ְב ִּרים ִּעּמֹו‬Aún (estaban) ellos hablando con él, cuando los eunucos del rey llegaron’
(Est. 6:14, la cláusula principal es conjuntiva: ‘ellos aún hablaban con él … y los eunucos
llegaron’). ‘Y los envió lejos de Isaac su hijo ‫ַחי‬ ‫ ְבעֹודנּו‬mientras el vivía’ (Gn. 25:6).

§38.5125 Se pueden emplear cláusulas coordinadas. ‫ַב ִּּמ ְדבר‬ ‫‘ וַ יִּ ְהיּו ְבנֵּ י־יִּ ְׂשר ֵּאל‬Estando
los hijos de Israel en el desierto, hallaron (‫יִּמ ְצאּו‬
ְ ַ‫ )ו‬a un hombre que recogía leña en el día
de reposo’ (Nm. 15:32).

§38.513 Para indicar tiempo subsiguiente a la predicación principal se emplean ‫ ַא ֲח ֵּרי‬,

‫ ַא ַהר‬, ‫ ִּמ ֵּקץ‬y otras expresiones.

§38.5131 ‫ ַא ֲח ֵּרי‬+ inf. cstr. se emplea frecuentemente. ‘Y fueron los días de Adán ‫ַא ֲח ֵּרי‬
‫ת־ׁשת‬
ֵּ ‫הֹולידֹו א‬
ִּ después que engendró a Set …’ (Gn. 5:4). ‫ ַא ַחר‬A veces se emplea. ‘Y si
la plaga volviere a brotar en aquella casa ‫ה ֲאבנִּ ים‬ ‫ ַא ַחר ִּח ֵּלץ‬después que hizo arrancar
las piedras’ (Lv. 14:43).

§38.5132 ‫ ִּמ ֵּקץ‬también se usa. ‘Y volvieron de reconocer la tierra ‫ ִּמ ֵּקץ ַא ְרב ִּעים יֹום‬al
fin de cuarenta días’ (Nm. 13:25). Y la forma emparentada ‫ ִּמ ְק ֵּצה‬: ‘y ‫ִּמ ְק ֵּצה ְׁשלׁשת‬
‫ י ִּמים‬después de tres días, los oficiales recorrieron el campamento’ (Jos. 3:2).

§38.5133 ‫ ַכ ֲאׁשר‬se emplea a veces (‘cuando’ = ‘después (de) que’). ‘Y el cabello de su


cabeza comenzó a crecer ‫ּגֻ ַלח‬ ‫ ַכ ֲאׁשר‬, después que fue rapado’ (Jue. 16:22, por cierto, ¡no
volvió a crecer cuando, e.d. a la vez que, fue rapado!).
§38.5134 También se encuentran otras expresiones idiomáticas. ‫ַהי ִּמים‬ ‫‘ ַוִֽיְ ִּהי ְל ִּׁש ְב ַעת‬Y
después de 7 días (-‫ל‬ ‫¿ = היה‬llegó a ser?) las aguas del diluvio vinieron sobre la tierra’
(Gn. 7:10). ‫ַר ִּבים‬ ‫‘ ַוִֽיְ ִּהי י ִּמים‬Pasados muchos días, vino (‫ )היה‬la palabra de YHWH a
Elías’ (1 R. 18:1).
§38.514 Dado que el HEB carece de un sistema de tiempos elaborado como se encuentra
en el GR, tenemos que fijarnos bien en el contexto cuando traducimos cláusulas
temporales. El perfecto (acción completa) se puede traducir como pasado simple (‘hizo’),
como pretérito perfecto (‘ha hecho’), o como futuro perfecto (‘habrá hecho’), mientras que
el imperfecto (acción incompleta) se puede traducir como presente (‘hace’), como futuro
(‘hará’), pasado (‘estaba haciendo, comenzó a hacer’) o como subjuntivo (‘haga, hiciera’) y
todavía son posibles otras traducciones.
§38.52 Una cláusula local modifica a la cláusula principal relacionándola con el lugar
de la predicación de la cláusula principal. Las conjunciones más comunes en castellano son
‘donde’, ‘de donde’, ‘adonde’.

§38.521 ‫ ֲאׁשר‬, usualmente junto con alguna preposición o adverbio se emplea para
introducir una cláusula local. ‘Y en cada provincia y lugar ‫יע‬
ַ ִּ‫ַמּג‬ ‫ְמקֹום ֲאׁשר ְד ַבר ַהּמלְך‬
donde el mandato del rey llegaba’ (Est. 4:3). ‫כ ַרע‬ ‫‘ ַב ֲאׁשר‬Donde se encorvó, allí cayó
muerto’ (Jue. 5:27). ‫ׁשּמה‬ ‫ל־הּמקֹום ֲאׁשר נבֹוא‬
ַ ‫‘ אל כ‬En todos lugares adonde
lleguemos, digas de mí: mi hermano es’ (Gn. 20:13).
§38.53 Una cláusula causal modifica a la cláusula principal dando la razón de la
predicación principal. Contesta a la pregunta ¿por qué? ¿a causa de qué? Las conjunciones
principales en castellano son ‘porque’, ‘como’, ‘ya que’, ‘puesto que’, ‘pues’, ‘en vista de
que’ y a veces simplemente ‘que’.

§38.531 ‫ ַי ַען‬, seguido frecuentemente por ‫ ֲאׁשר‬o ‫ ִּכי‬, se emplea por lo regular en una
cláusula causal. ‫ִּבי‬ ‫‘ ַי ַען לֹּא־ה ֱא ַמנְ ּתם‬Por cuanto no creísteis en mi, por tanto no …’
(Nm. 20:12). ‘… que ‫ַהזה‬ ‫ת־הדבר‬
ַ ‫ ַי ַען ֲאׁשר ע ִּׂשית א‬por cuanto has hecho esto …’
(Gn. 22:15). ‫ִּציֹון‬ ‫‘ ַי ַען ִּכי ג ְבהּו ְבנֹות‬Por cuanto las hijas de Sión se ensoberbecen …’
(Is. 3:16).

§38.532 ‫ ִּכי‬con frecuencia es usado sin ‫ ַי ַען‬. ‫‘ ִּכי ראה ִּכי־כ ְלתה ֵּאליו הרעה‬Porque
vio que estaba resuelto para él el mal’ (Est. 7:7; la segunda ‫ ִּכי‬introduce el discurso
indirecto, §38.82).
§38.533 ‫ ֲאׁשר‬se puede emplear sin ‫ ַי ַען‬. ‘Dios me ha dado mi recompensa ‫ֲאׁשר־נ ַת ִּּתי‬
‫יׁשי‬
ִּ ‫ ִּׁש ְפח ִּתי ְל ִּא‬por cuanto di mi sierva a mi marido’ (Gn. 30:18).
§38.534 Con cláusulas sin verbos, encontramos otras expresiones. ‘He aquí yo entraré en
juicio contigo, ‫ ַעל־א ְמ ֵּרְך‬porque dijiste: …’ (Jer. 2:35). ‫לבֹוא‬ ‫‘ ִּכי ֵּאין‬Pues no era lícito
pasar adentro …’ (Est. 4:2).
§38.54 Una cláusula de propósito (también denominada una cláusula final) modifica a
la cláusula principal dando el propósito de la predicación principal. Contesta a la pregunta
¿por qué? ¿a propósito de qué? ¿para qué? En castellano la cláusula de propósito se
introduce por ‘que’, ‘para’, ‘para que’, ‘a fin de’, ‘a’, ‘con intención de’, etc.

§38.541 ‫ ְל ַמ ַען‬, a veces seguido por ‫ ֲאׁשר‬, se usa con el imperfecto para significar ‘para
que’. ‘Ahora, pues, di que eres mi hermana, ‫בּורְך‬
ֵּ ‫ַב ֲע‬ ‫יטב־לי‬
ַ ִּ‫ ְל ַמ ַען י‬para que me vaya
bien por causa tuya’ (Gn. 12:13). ‘Pues lo he señalado, ‫את־בניו‬ ‫ ְל ַמ ַען ֲאׁשר יְ ַצּוה‬para
que me mande a sus hijos …’ (Gn. 18:19).

§38.542 ‫ ַב ֲעבּור‬: también se usa, a veces seguido por ‫ ֲאׁשר‬: ‘y hazme un guisado
‫ ַב ֲעבּור ְּתבר ְכָך נַ ְפ ִּׁשי‬para que [yo] mi alma te bendiga antes que muera’ (Gn. 27:4). ‘Tu
se lo llevarás a tu padre ‫יְבר ְכָך‬ ‫ ַב ֲע ֻבר ֲאׁשר‬para que él te bendiga antes de su muerte’
(Gn. 27:10).

§38.543 Con mucha frecuencia se emplea ‫ ל‬+ inf. cstr. para expresar propósito (cf.

§35.423). ‘Y ella lo mandó (que fuera) a Mardoqueo, ‫ַמה־זה‬ ‫ ְל ַד ַעת‬para saber qué
sucedía’ (Est. 4:5). ‘Y envió vestidos ‫את־מ ְר ְד ַכי‬ ‫ ְל ַה ְל ִּביׁש‬para hacer vestir a
Mardoqueo’ (Est. 4:4; seguido por otra cláusula de propósito).

§38.5431 La negación va introducida por ‫ ְל ִּב ְל ִּּתי‬: ‘supliqué al rey ‫יבנִּ י‬


ְ ‫ֲה ִּׁש‬ ‫ ְל ִּב ְל ִּּתי‬que no
me hiciese volver …’ (Jer. 38:26).

§38.544 ‫ ֲאׁשר‬puede introducir también una cláusula de propósito. ‘Reúneme al pueblo,


y les haré oír mis palabras ‫א ִֹּּתי‬ ‫ ֲאׁשר יִּ ְל ְמדּון ִּל ְיראה‬para que aprendan a temerme’ (Dt.
4:10). El negativo agrega ‫לֹּא‬: ‘ahora, pues, descendamos, y confundamos allí su lengua,

‫ ֲאׁשר לֹּא יִּ ְׁש ְמעּו ִּאיׁש ְׂש ַפת ֵּר ֵּעהּו‬para que ninguno entienda el habla de su
compañero’ (Gn. 11:7).
§38.545 El propósito o la intensión pueden ser expresados por cláusulas coordinadas sin
indicación de subordinación. ‘Voy a desviarme, ‫ַהזה‬ ‫ת־ה ַּמ ְראה ַהּגדֹול‬
ַ ‫ וְ א ְראה א‬para
ver este gran fenómeno’ (Ex. 3:3).
§38.55 Una cláusula de consecuencia modifica a la cláusula principal dando el
resultado o consecuencia de la predicación. Contesta a la pregunta ‘¿qué ha sucedido a
consecuencia?’ y por lo tanto se denomina cláusula consecutiva. En castellano tales
cláusulas se introducen por ‘que’, ‘para que’ o ‘de modo que’. Los límites entre el
propósito y la consecuencia no siempre están claros.

§38.551 En HEB, la cláusula consecutiva se puede introducir con ‫ ִּכי‬o ‫ ֲאׁשר‬. ‘Pues

Aarón, ¿qué es ‫עליו‬ ‫ ִּכי ַת ִּלונּו‬para que contra él murmuréis?’ (Nm. 16:11). ‘Y haré tu
descendencia como el polvo de la tierra ‫ּגַ ם־‬ ‫ם־יּוכל ִּאיׁש ִּל ְמנֹות ֲע ַפר הארץ‬
ַ ‫ֲאׁשר ִּא‬
‫ זַ ְר ֲעָך יִּּמנה‬que si alguno puede contar el polvo de la tierra, también tu descendencia será
contada’ (Gn. 13:16 la cláusula consecutiva es a la vez una cláusula condicional, cf. §38.6).
§38.552 A veces el resultado se indica simplemente por cláusulas coordinadas. ‘… salvo
aquel a quien el rey extendiere el cetro de oro, ‫ וְ חיה‬y él vivirá’ (Est. 4:11, o ¿será de

propósito?). ‘Subía de la tierra un vapor ‫ וְ ִּה ְׁשקה‬y regaba toda la faz de la tierra’ (Gn.
2:6; el ‘wāw consecutivo’ fue denominado así porque frecuentemente introduce una
cláusula consecutiva).
§38.56 Una cláusula circunstancial modifica a la cláusula principal dando la
circunstancia de la predicación, como modo o comparación. Contesta a la pregunta
‘¿cómo?’ Como las cláusulas adverbiales ya explicadas (§§38.51–.55) también dan
circunstancias, esta categoría tiende a ser un poco ‘cajón de sastre’. No se debe clasificar
una cláusula en esta categoría si cabe en cualquier otra.
§38.561 La circunstancia se expresa con frecuencia en una cláusula coordinada. ‘Y
salieron los príncipes de los filisteos; ‫ֵּצאתם‬ ‫ וַ יְ ִּהי ִּמ ֵּדי‬y cada vez que salían, David tenía
más éxito que todos los siervos de Saúl’ (1 S. 18:30). ‘Pero cuando vio (Hamán) a
Mardoqueo ‫ִּמּמנּו‬ ‫ וְ לֹּא קם וְ לֹּא זע‬y no se levantaba ni se movía de su lugar …’ (Est.
5:9).

§38.562 A veces se usan cláusulas asindéticas. ‘Y la henderá por sus alas ‫יַב ִּדיל‬
ְ ‫ לֹּא‬sin
dividirla en dos’ (Lv. 1:17). ‘¡Ay de los que están hasta la noche ‫יקם‬
ֵּ ‫יַ ְד ִּל‬ ‫ ַיִֽיִּ ן‬hasta que el
vino los enciende!, (Is. 5:11).
§38.563 A veces la estructura de la cláusula sugiere un concepto adverbial distinto.
‫ֹלהים אֹותָך את־כל־זֹּאת‬
ִּ ‫הֹוד ַיע ֱא‬
ִּ ‫‘ ַא ֲח ֵּרי‬Como Dios te ha hecho saber todo esto, no
hay entendido ni sabio como tú’ (Gn. 41:39. Está claro que no es temporal, pero ¿podría ser
causal?).
§38.6 Las cláusulas de condición o concesión forman una clase aparte, porque la
cláusula principal está condicionada por la cláusula subordinativa, y por lo tanto puede
expresar tanto irrealidad como realidad. En consecuencia, puede ser que tengamos que usar
el subjuntivo en la cláusula principal. Existen también otras variables que serán tratadas.
§38.61 La oración condicional contiene dos partes: la cláusula condicional y la
conclusión. Pueden ser afirmativas o negativas. ‘Si estudias, aprendes’. ‘Si no estudias, no
aprenderás’. ‘Si no comes, caerás enfermo’. ‘Si renuncias, no recibirás tu pensión’.
§38.611 La cláusula subordinada o condicional se denomina prótasis. Expresa una
condición (‘si’) o una concesión (‘aunque’), aunque las conjunciones se pueden omitir o
expresar por otros medios como ‘dado que’, ‘suponiendo que’, cualquiera que’, etc.
§38.6111 La prótasis puede ser contingente (general), más o menos probable según el
hablante (más real o menos real), o contraria a la realidad (irreal). ‘Si tienes hambre, come’
(no he expresado una opinión acerca de tu hambre). ‘Si llueve mañana, nos quedaremos en
casa’ (parece más probable al hablante). ‘Si aclarara al medio día, iríamos’ (parece menos
probable al hablante). ‘Si yo fuera Superman, podría hacerlo’ (contrario a la realidad).
Puesto que la diferencia está en la mente del hablante, los términos ‘más real’ y ‘menos
real’ se prefieren a los términos ‘más probable’ y ‘menos probable’.
§38.6112 La prótasis puede estar antes, después o en medio de la apódosis. ‘Si es martes,
tiene que ser el día quince’. ‘Ponte a la cola, si quieres un asiento’. ‘Dispárale, si es
necesario, a este viejo’.
§38.6113 Pueden haber dos o más prótasis con una apódosis, y pueden ser conjuntivas (‘si
… y si … entonces …’) o disyuntivas (‘si … o si … entonces …’). El tiempo de las
prótasis puede ser diferente (‘si alguna vez lo hiciste … o si alguna vez tuvieras que hacerlo
…’; ‘si tuviste … y [si] ahora tienes …’).
§38.6114 La prótasis puede no expresarse en forma de condición. ‘Mas no os acercareis a
los utensilios santos ni al altar, para que no muráis’ (Nm. 18:3 = ‘si os acercáis, moriréis’).
§38.612 La conclusión de una oración condicional se denomina apódosis. Expresa el
resultado de la condición, o lo que es cierto si la condición es cierta. Sin embargo, a veces
resulta poco claro por la misma estructura.
§38.6121 La apódosis puede ser enunciativa, interrogativa, imperativa o exclamativa
(§30.13). ‘Si tienes hambre, debes comer’. ‘Si tienes hambre, ¿por qué no comes?’ ‘Si
tienes hambre, come’. ‘Si tienes hambre, ¡fantástico! Eso significa que te estás sanando’.
§38.62 Hay muchas variables en la oración condicional. En la exégesis cuidadosa debe
distinguirse cada una.
§38.621 Variables de tiempo: cada parte de la oración puede expresarse en pasado,
presente o futuro, y es posible casi cualquier combinación. ‘Si yo estuviese allí, pagaría la
entrada’. ‘Si él la dejó allí, aún está’. ‘Si escribiste, recibirás contestación’. Lo mismo se
puede hacer con la condición presente. La condición futura, sin embargo, sólo puede ser
probable y la apódosis no puede expresarse en un tiempo que no contenga probabilidad
(como por ejemplo, el pasado).
§38.6211 Algunas condiciones se expresan en el pasado o en el presente, sin que esto
tenga una verdadera significación temporal. Estas se llaman condiciones simples o
generales. ‘Si estudias, aprendes’. ‘Si la luna estaba llena, la casa se veía’ (no indica una
ocasión específica, más bien una observación general).
§38.622 Variables de grado de realidad: la oración puede ser contingente, más o menos
probable, o contraria a la realidad, cf. §38.6111. Por regla general, el grado de realidad en
la prótasis determina el grado de realidad en la apódosis. Esto es lo que la convierte en una
oración condicional.
§38.6221 Las condiciones presentes son generalmente contingentes, e.d. el hablante no
expresa una opinión. La condición presente puede ser simple (‘si haces esto, yo te pagaré’
un simple acuerdo) o general (‘si trabajas bien, te felicitaré’ = ‘siempre que trabajes bien’,
un enunciado general).
§38.6222 Las condiciones pasadas pueden ser contingentes (‘si él lo comenzó, lo terminó’
no he dicho ni establecido que comenzó o no comenzó) o contrario a la realidad (‘si el lo
hubiera comenzado, ya habría acabado’, quiero decir que no lo comenzó). Las condiciones
pasadas también pueden ser simples o generales, cf. §38.6211.
§38.6223 Las condiciones futuras sólo pueden ser probables, dado que el futuro nos es
todavía incierto, pero el grado de probabilidad en la mente del hablante puede variar. Por lo
tanto, una condición futura puede ser más real (más probable) o menos real (menos
probable), cf. §38.6111.
§38.63 Como el modo verbal (§30.335) es esencial en la formación de cláusulas
condicionales en nuestras lenguas indoeuropeas, y dado que en HEB no se distinguen
morfológicamente el subjuntivo y el optativo, tenemos que usar otros medios cuando
analizamos una cláusula condicional en HEB. Los elementos principales son: la presencia o
ausencia de una conjunción, el aspecto del verbo en una cláusula verbal y el contexto.
§38.631 Las condiciones se pueden expresar por la yuxtaposición de las cláusulas (sin
ninguna conjunción o con wāw). Esto también es posible hacerlo en inglés, alemán o
castellano, pero aquí el modo es importante (‘fuera yo tú, yo lo haría’). Con tal
yuxtaposición en HEB, es posible considerar cada cláusula como independiente.
§38.6311 Hay una íntima relación entre las cláusulas temporales, causales y consecutivas
por un lado, y las cláusulas condicionales por el otro. ‘Cuando él coma esto, morirá’ = ‘si
lo come …’ Por lo tanto, no es fácil, y a veces ni siquiera posible, hacer una distinción clara
entre la cláusula condicional y estas otras cláusulas modificantes.
§38.6312 Joüon observa (§167a) que usualmente hay alguna modificación gramatical,
como el uso del yusivo o cohortativo, para indicar que existe una condición implícita en la
yuxtaposición.
§38.632 Las partículas condicionales (conjunciones) son:

• ‫ ִּאם‬, negativo ‫ ִּאם לֹּא‬, usado con condiciones simples y generales;


• ‫ ִּכי‬, usado a veces como ‫ ִּאם‬, cf. BDB 473 2.b;
• ‫)לּוא( לּו‬, negativo ‫לּולא‬
ֵּ (‫לּולי‬
ֵּ ), usado en condiciones irreales;
• ‫( ֲאׁשר‬rara vez), cf. BDB 83 8.d;
• -‫ ו‬en prótasis y apódosis o sólo en apódosis, cf. BDB 254 5, cf. Joüon §167b.

§38.633 El aspecto verbal (tiempo) es importante, pero no siempre decisivo, al analizar


una cláusula condicional.
§38.6331 El perfecto, con su sentido de acción acabada, se usa en condiciones simples o
generales, usualmente realizadas o con la certeza de su cumplimiento. Con ‫ לּו‬o ‫לּולא‬
ֵּ el
perf. indica generalmente una condición irreal o contraria a la realidad.
§38.6332 El imperfecto, acción inacabada, es usado en condiciones simples o generales,
que aún no se han cumplido o están siendo cumplidas, y con condiciones de futuro. Cuando
se lo encuentra en otras clases de cláusulas condicionales, hay que pensar en una
corrupción textual, o descubrir alguna otra razón.
§38.6333 Los perfectos consecutivos y los imperfectos consecutivos son usados en la
apódosis igual que el imperfecto y el perfecto respectivamente.
§38.6334 El uso del yusivo, del cohortativo y del imperativo es aproximadamente el
mismo que el uso del imperfecto en las cláusulas condicionales.
§38.6335 El participio se emplea en la prótasis en condiciones simples y generales.
Mayormente se usa como un sustantivo ‘pendiente’ (casus pendens), frecuentemente
después de ‫ כֹּל‬y sin conjunción condicional. Ges. 116w.

§38.64 Con estas observaciones preliminares, el alumno debe estudiar varias cláusulas
condicionales en su contexto. Las gramáticas traen pasajes seleccionados para ilustrar las
normas que proponen, pero se encontrarán muchas excepciones a las reglas simples (tal
como sucede en el GR y en el castellano) en la composición de cláusulas condicionales.
§38.641 Ejemplos de la condición simple son: Gn. 18:3, ‘Si he hallado gracia en tus ojos
(‫אתי‬
ִּ ‫מצ‬ ‫ ִּאם־נא‬, ‘im + perf.), te ruego no pases’ (‫ ַעל־נא ַת ֲעבֹּר‬, yus. neg.). Nm. 12:14,
‘Si su padre hubiera escupido en su rostro (‫י ַרק‬ ‫וְ א ִּביה יר ֹּק‬, wāw, perf. + 60), ¿no se
avergonzaría …?’ (‫ִּתכ ֵּלם‬ ‫ ֲהלֹּא‬, impf. interrog.). Jue. 9:16–19 contiene 4 prótasis, todas
‫ ֲע ִּׂשיתם‬, perf., con un solo ‫ ִּאם‬que se antepone, y 2 apódosis, ‫ ִּׂש ְמחּו‬impv., y ‫וְ יִּ ְׂש ַמח‬,
yus.). Gn. 44:22, ‘Porque si lo dejare (‫וְ עזַ ב‬, perf. con wāw, posiblemente consecutivo), su

padre morirá’ (‫ו ֵּמת‬, perf. consecutivo). Jue. 6:13, ‘Si YHWH está con nosotros ( ‫וְ יֵּ ׁש‬
‫יהוה ִּעּמנּו‬, sin verbo), ¿por qué nos ha sobrevenido todo esto? (‫ ְמצ ַא ְתנּו‬, perf., interrog.).
Gn. 27:46, ‘Si Jacob toma mujer de las hijas de Het (‫ ִּאם־ל ַקח‬, perf. = perf. fut., ‘habrá
haber tomado’), ¿para qué quiero la vida?’ (sin verbo, interrog.). Gn. 43:9, ‘Si yo no te lo
vuelvo a traer (‫ֲה ִּביא ִֹּּתיו‬ ‫ ִּאם־לֹּא‬, ’im + perf., futuro, ‘si yo no habré …’), entonces seré
para ti el culpable para siempre’ (‫אתי‬
ִּ ‫ וְ חט‬perf. consecutivo).

§38.642 Ejemplos de condiciones generales son: Sal. 104:28, ‘Si tú les das (‫להם‬ ‫ ִּּת ֵּּתן‬,
impf. = siempre que das), ellos recogen’ (‫יִּ ְלקֹּטּון‬, impf.). Neh. 1:8, ‘Si vosotros pecareis

(‫ִּּת ְמעלּו‬ ‫ ַאּתם‬, impf.), yo os dispersaré (‫ ֲאנִּ י א ִּפיץ‬, impf.). Sal. 104:20, ‘Pones las
tinieblas (‫ּתׂשת־הׁשְך‬, yus.), y sea de noche’ (‫יהי‬
ִּ ִּ‫ ו‬yus. con wāw, expresando una
condición general; una cláusula de resultado probablemente hubiera sido en impf.). Gn.
42:18, ‘Haced esto (‫ ֲעׂשּו‬, impv. = ‘si hacéis esto’) y vivid’ (‫יִּ ְחיּו‬, impv. = ‘viviréis’). Nm.

5:27, ‘Si ella se hubiere mancillado (‫ ִּאם־נִּ ְט ְמאה‬, N21) y hubiere sido infiel a su marido

(‫וּת ְמעֹּל‬
ִּ , Qc21), las aguas de maldición entrarán en ella …’ (‫ּובאּו‬, Qc15, una ley general,
por lo tanto una condición general). Gn. 9:6, ‘Cualquier que derrame sangre de hombre
(‫דם‬ ‫ׁש ֵֹּּפְך‬, ptcp., cf. §38.6335, ‘cualquiera derramando’), por el hombre su sangre será
derramada’ (‫יִּ ש ֵּפְך‬, impf.).

§38.643 Ejemplos de condición de futuro son: Gn. 18:26, ‘Si hallare en Sodoma 50
justos (‫א ְמצא‬ ‫ ִּאם‬, impf.), perdonaré a todo este lugar por amor a ellos’ (‫אתי‬
ִּ ‫וְ נׂש‬, Qc14,
posiblemente una condición simple). Gn. 28:20, ‘Si fuere Dios conmigo (sin verbo después
de ’im), y (si) me guardare … (‫ּוׁש ְמ ַרנִּ י‬
ְ , Qc10 s4), y (si) me diere … (‫וְ נ ַתן‬, Qc10),
entonces YHWH será mi Dios’ (‫וְ היה‬, Qc10; de nuevo, ¿es esta una condición simple?). Is.

1:18, ‘Si vuestros pecados fueran como la grana (‫ ִּאם־יִּ ְהיּו‬, impf.), como la nieve serán

emblanquecidos’ (‫יַ ְל ִּבינּו‬, impf., posiblemente concesivo). Gn. 13:16, ‘… si alguno puede
contar el polvo de la tierra (‫ם־יּוכל‬
ַ ‫ ִּא‬, impf.), también tu descendencia será contada’
(‫יִּּמנה‬, impf.). Sin subjuntivo u optativo, casi es imposible distinguir entre las condiciones
generales y futuras una diferencia que los hebreos probablemente no hicieron.
§38.644 Ejemplos de condición contraria a la realidad (irreal) son: Jue. 8:19, ‘¡Si les
hubierais conservado la vida (‫ַה ֲחיִּ תם‬ ‫לּו‬, perf. después de lû) yo no os habría matado!
(‫ה ַרגְ ִּּתי‬ ‫לֹּא‬, perf., futuro seguro). Dt. 32:29, ‘Ojalá fueran sabios (‫לּו ח ְכמּו‬, perf., ‘si
hubieran adquirido sabiduría’), comprenderían esto’ (‫יַ ְׂש ִּכילּו‬, impf.). Job 16:4, ‘También

yo hablaría como vosotros (‫ ֲא ַ ֫ד ֵּברה‬, cohor., se antepone la apódosis), si vuestra alma

estuviera en lugar de la mía (‫לּו־יֵּ ׁש‬, sin verbo)’. Nm. 22:29, ‘Ojalá tuviera una espada en

mi mano (‫לּו־יֵּ ׁש‬, sin verbo), ahora mismo te mataría!’ (‫ ֲה ַרגְ ִּּתיְך‬, perf. después de kî;
posiblemente lû ‘hubiera’ y kî causal). Jue. 14:18, ‘Si no hubieses arado con mi novilla
(‫ֲח ַר ְׁשּתם‬ ‫לּולא‬
ֵּ , perf. después de lûlê’), tampoco habríais descubierto mi enigma’ ( ‫לֹּא‬
‫ ְמצאתם‬, perf.). Sal. 94:17, ‘Si YHWH no hubiese sido mi ayuda (‫לּולי‬
ֵּ + cláusula sin
verbo) pronto habría morado mi alma en el silencio’ (‫ׁש ְכנה‬, perf. = fut. perf.). Dt. 32:26–

27, ‘Yo habría dicho … (‫א ַמ ְרּתי‬, perf., se antepone a la apódosis), de no haber temido la

provocación del enemigo’ (‫לּולי … אגּור‬


ֵּ , impf., ¿estado continuo en el pasado?). Gn.
43:10, ‘Si no nos hubiéramos detenido (‫ִּה ְת ַמ ְהמהנּו‬ ‫לּולא‬
ֵּ , perf.), ciertamente
hubiéramos ya vuelto dos veces’ (‫ ַׁש ְבנּו‬, perf.).

§38.645 Seguramente se pueden encontrar otros ejemplos y sin duda, otros gramáticos
harán un análisis distinto en muchos de los casos. Al comprobar los enunciados más
cuestionables con el GR, he encontrado que la LXX concuerda conmigo en un 60% de las
veces. El estudiante tendrá que aprender a observar y analizar por su propia cuenta.

§38.646 Otras partículas se usan también para introducir la cláusula condicional. ‫ ִּכי‬: Ex.

21:22, ‘Si algunos riñeren e hirieren a una mujer embarazada (‫ וְ ִּכי־יִּ נצּו‬kî + N25), … serán

multados (‫יֵּ ענֵּ ׁש‬ ‫ ענֹוׁש‬Q60 + N20) … y pagarán …’ (‫ וְ נ ַתן‬Qc10). ‫ ֵּהן‬: Lv. 25:20, ‘¿Qué
comeremos (‫אכל‬
ַ ֹּ ‫ ַמה־נ‬, impf., se antepone a la 1a apódosis) … si no hemos sembrado ( ‫ֵּהן‬
‫לֹּא נִּ זְ רע‬, hēn + impf. [o, ¿es N10/50?]) … ni estamos recogiendo la cosecha?’ (‫ ַנ ֱאסֹּף‬,
impf., la 2a apódosis sigue a la prótasis). ‫ ֲאׁשר‬: Dt. 11:27, ‘… la bendición (apódosis sin
verbo), si oyereis (‫ִּּת ְׁש ְמעּו‬ ‫ … ) ֲאׁשר‬y la maldición (sin verbo), si no oyereis …’ (‫ִּאם־‬
‫ לֹּא ִּת ְׁש ְמעּו‬nótese el paralelo de ’im lô’ y ’ăšer, también la elipsis en las dos apódosis).

§38.647 ‫ לּו‬en la prótasis sin apódosis expresa un fuerte deseo, ‘¡Ojalá!’ Nm. 14:2,
‘¡Ojalá muriéramos en la tierra de Egipto …!’ (‫ַמ ְתנּו‬ ‫ לּו‬lû + perf.). Gn. 17:18, ‘¡Ojalá
Ismaél viva delante de ti!’ (‫יִּ ְחיה‬ ‫ לּו יִּ ְׁשמ ֵּעאל‬lû + impf.).

§38.648 ‫ ִּאם‬y ‫ ִּאם־לֹּא‬se emplean para expresar juramento, afirmación o aseveración


(Ges. §149). Se encuentran después de ‫יהוה‬ ‫¡‘ ַחי‬Vive YHWH!’, y generalmente se