Está en la página 1de 6

Introducción

Este trabajo está enfocado a analizar el programa de Abasto Social de Leche en México, ya
que es uno de los programas más antiguos implementados en el país, se remontará desde sus
principales antecedentes hasta la modificación más reciente, que fue el establecimiento de
una empresa de participación estatal, que es Liconsa, para la implementación de este
programa, este cambio fue importante ya que ha permitido que el programa siga funcionando
y operando en los municipios de México. El programa otorga una dotación de leche
fortificada y con alto valor nutricional, a un precio preferencial por litro, transfiriendo un
margen de ahorro al hogar beneficiario (DOF, 2019, p. 9) generado por la diferencia entre el
precio de la leche Liconsa y el de la leche de diversas marcas. En la primera parte del análisis
corresponderá a la cuestión de si un programa público puede afectar la demanda y oferta de
un bien, posteriormente se abordará de manera puntual en que consiste el programa de Abasto
Social de Leche en México y como ha influido en la decisión de los beneficiarios. Para
complementar el análisis se incluirá un gráfico en el cual se pueden observar los efectos de
sustitución y renta dentro del programa.

¿Puede un programa público afectar la demanda y oferta de un bien?

De acuerdo con los autores Ruiz y Cárdenas (2005) generalmente los programas que
implementan un gobierno son para mitigar o controlar una problemática dentro de una
sociedad. Dependiendo de la naturaleza del problema se puede establecer si se puede afectar
la demanda y oferta de un bien determinado. Cuando el programa público consiste en otorgar
un bien material de manera gratuita, el precio de este bien en el mercado puede tender a
disminuir, ya que no existiría una demanda por este y por lo tanto la producción tendría que
disminuir, así como el precio, para evitar una pérdida económica y saturar el mercado con
bienes sobrantes. En el caso de que el programa consista en el otorgamiento de un apoyo,
donde el bien sea subsidiado parcialmente o tenga un descuento, genera un mercado
competitivo, donde los consumidores eligen adquirir un bien de acuerdo con sus ingresos o
condiciones, por ejemplo, la facilidad para adquirirlo, si tiene que desplazarse una distancia
considerable para obtenerlo, la calidad del producto, los beneficios que puede obtener hasta
incluso la publicidad o la información que se puede encontrar acerca del producto por el cual
está interesado en adquirir. Pero si el objetivo de un programa público no es el de otorgar un
bien de manera directa, no se va a generar un impacto en el mercado, esto se puede
ejemplificar a través del programa como el de atención a jornaleros agrícolas del gobierno
federal del 2018 (INAFED, 2018). Este programa estaba orientado a subsanar las carencias
una población vulnerable, algunas de las acciones concretas en la implementación de este
programa se encuentra el otorgamiento de apoyos mensuales a los hijos de los jornaleros para
garantizar su asistencia a la escuela, el apoyo con el transporte y servicios de salud para la
población objetivo, por estas acciones que se implementan de manera directa no se puede
observar un impacto en la demanda y oferta de un bien material.

El Programa de Abasto Social de Leche en México

El Programa de Abasto Social de Leche es de los antiguos diseñados e implementados por el


gobierno federal. Debido a su reestructuración y diversos cambios operativos, sus principales
antecedentes son en 1944 con el nombre de Empresa Nacional Distribuidora y Reguladora
(Nadyrsa), en 1961 bajo el nombre de Compañía Rehidratadora de Leche y en 1963 con la
Compañía Rehidratadora de Leche Conasupo. A partir del año 1994 el programa lo
implementa una empresa de participación estatal bajo el nombre de Liconsa. De acuerdo con
la última publicación del Diario Oficial de la Federación sobre sus reglas de operación, este
programa tiene como objetivo contribuir al bienestar social e igualdad mediante el
mejoramiento en el acceso a la alimentación con el consumo de leche fortificada, de calidad
y bajo precio (DOF, 2019). Entre su población objetivo se encuentran niñas y niños de 6
meses a 12 años, mujeres en periodo de gestación, personas con enfermedades crónicas,
personas con discapacidades y personas adultas de 60 o más años. Por cada beneficiario se
pueden otorgar 4 litros de leche a la semana, y la leche puede ser distribuida de las siguientes
maneras, por el establecimiento de puntos de distribución cerca de la población, en tiendas
particulares o comunitarias y en los centros de trabajo de Liconsa. La necesidad que atiende
este programa esta relacionado con la pobreza alimentaria que afecta a la población, ya que
la constitución establece que se debe de garantizar la seguridad alimentaria, que en las reglas
de operación la define de la siguiente manera:

La situación donde las personas tienen acceso físico y económico a suficientes


alimentos inocuos y nutritivos para satisfacer sus necesidades nutricionales y sus
preferencias alimentarias a fin de llevar una vida activa y sana. La seguridad
alimentaria considera las siguientes dimensiones básicas: a) la disponibilidad de los
alimentos; b) acceso a los mismos y/o capacidad de adquisición de las personas; c) su
consumo o utilización biológica; d) estado nutricional, y e) permanencia en el acceso
a los alimentos. (DOF, 2019, p. 3).

¿Como afecta el programa de Abasto Social de Leche la decision de los consumidores?

El Programa de Abasto Social de Leche en el año 2011 otorgaba un apoyo a través del
suministro de una dotación de leche fortificada a un precio de 4.50 pesos. Este precio fue
fijado por el consejo de administración de Liconsa, que recientemente ha cambiado estos
precios para varios municipios, rebajando el precio hasta los 2.50 pesos. La dotación se hace
por diariamente con un límite de 24 litros a la semana, de acuerdo con las reglas de operación
del programa. De acuerdo con la teoría del consumidor de Pindyck y Rubinfeld (2013) la
restricción presupuestaria de la población objetivo no permitirá que accedan a diversas
marcas de leche, que pueden ser más caras que las que ofrece el programa. Por lo tanto, van
a consumir lo que les permite sus recursos. Este programa fue pensado y diseñado de tal
forma que se tomó en cuenta el precio de la leche en el mercado y fijaron un precio accesible
del producto. Una evaluación que realizó Jorge Soto Romero (2003) sobre este programa, se
observó que el consumo total de leche en una familia beneficiada por este programa asciende
a un 157% a comparación con una familia que no es beneficiada. Las familias beneficiadas
pueden acceder a una mayor cantidad de producto y con un precio más bajo. Concluye que
“el programa tiene un impacto sobre el consumo de leche y que en muchas ocasiones además
representa un aumento en el ingreso real y disponible de sus beneficiarios” (Soto,2003, p.
45). Con el ahorro que presenta para las familias el precio de la leche Liconsa en sus ingresos,
les puede permitir la compra de otro de bienes. Pueden comprar otros productos de la canasta
básica, adquirir alimentos de un precio mayor, sustituir un producto por otra marca distinta
para obtener una alimentación de mayor calidad.
Efecto renta y sustitución del Programa de Abasto Social de Leche la decision de los
consumidores

Debido a que el precio del bien que ofrece el programa es menor que el precio que se fija en
mercado por la leche, se produce el efecto sustitucion y renta de la siguiente manera:

Figura 1 Efecto sustitución y renta

Recta Original
Leche Liconsa

A
C

Efecto

Efecto sustitución renta

Fuente: Elaboración propia con base en Varian, H. (2010) Microeconomía intermedia: Un enfoque actual.
España: Antonio Bosch.

Entre el punto A y B se puede observar el efecto de sustitución (línea en color negro), ya que
mientras el precio de la leche del programa se encuentre a un menor precio, los consumidores
van a preferir adquirirla sobre otro bien del mercado debido a las diferencias entre los precios.
De acuerdo con la evaluación de Romero, el programa en el año 2003 logró duplicar el
consumo de leche Liconsa casi por el doble en las familias beneficiadas, aquí se puede
observar que el efecto sustitución aumento la cantidad de leche consumida por el precio bajo
y renuncio a consumir ese mismo bien, pero de otra marca diferente y un precio distinto.

Para el efecto renta (línea color anaranjado) se debe observar el espacio entre el punto B y C,
aquí se encuentra la cantidad que pueden adquirir las familias beneficiadas con el ahorro que
genera el precio de la leche de Liconsa. Las familias beneficiadas pueden decidir gastar ese
ingreso sobrante en otros bienes, para el caso de la Figura 1, puede ser otra marca de leche,
de mejor calidad o con un precio más alto.

Conociendo el mercado y el comportamiento de los beneficiarios del programa, se pueden


hacer ajustes para mejorarlo. Se puede aumentar la cantidad de leche disponible en los
almacenes o incluso pagarles más a los pequeños productores para suban su producción y
satisfacer la necesidad por el bien en el mercado. Cuando el consumo baje, se puede ajustar
el precio, para que vuelva a ser competitivo y recupere la demanda. También se pueden añadir
productos al programa, como en su momento lo fue la leche en polvo de Liconsa, ya que se
pueden observar un nuevo comportamiento de los beneficiarios y hacer un estudio de
mercado y que en este se analice en cuales productos están interesados en adquirir las
familias.

Conclusión

Con el análisis del programa de Abasto Social de Leche se puede observar que está orientado
a distribuir un bien que puede ayudar a mejorar la alimentación y nutrición de las familias
marginadas en México. Desde su creación se ha restructurado este programa, haciendo
énfasis en su operatividad y distribución, cambiando desde el productor y los productos que
distribuyen en los almacenes. Las familias han cambiado sus necesidades y comportamiento
a la hora de consumir, por eso es necesario hacer análisis económicos que permitan conocer
a profundidad las áreas de oportunidad para hacer mejoras al programa. Tomando en cuenta
el objetivo del programa, sus cambios deben estar orientados a facilitar el acceso al bien. Con
el efecto de sustitución y renta se pueden obtener información relevante que puede mejorar
el programa.

Conforme a las reglas de operación del programa, adicionalmente a las evaluaciones


establecidas en el Programa Anual de Evaluación, se podrán llevar a cabo evaluaciones
complementarias que resulten apropiadas conforme a las necesidades del programa y los
recursos disponibles, las cuales también serán coordinadas por Liconsa (DOF, 2019, p. 13),
esta puede ser una área de oportunidad para utilizar las representaciones gráficas de los
efectos de sustitución y renta para encontrar información que nos ayuden a mejorar el
programa.
Para conocer los cambios en el mercado y en el comportamiento de los consumidores es de
suma importancia para el mejoramiento de programas públicos, ya que estos fenómenos
pueden ser analizados y explicados mediante los efectos de sustitución y renta.

Referencias

Diario Oficial de la Federación. (2019). Acuerdo por el que se emiten las Reglas de
Operación del Programa de Abasto Social de Leche, a cargo de Liconsa, S.A. de C.V.
(Liconsa), para el ejercicio fiscal 2019. México: Secretaría de Servicios Parlamentarios.
Recuperado el 4 de noviembre de 2019 de
https://www.gob.mx/cms/uploads/attachment/file/447340/Programa_de_Abasto_Social_de
_Leche__a_cargo_de_Liconsa__S.A._de_C.V.__2019.pdf

Instituto Nacional para el Federalismo y el Desarrollo Municipal. (2018). Catálogo de


programas federales para municipios 2018. México: Secretaria de Gobernación. Recuperado
el 4 de noviembre de 2019 de
https://www.gob.mx/cms/uploads/attachment/file/303687/Catalogo_de_Programas_Federal
es_2018.pdf

Pindyck, R. S., & Rubinfeld, D. L. (2013). Microeconomía (8a ed.). Madrid: PEARSON
EDUCACIÓN, S.A.

Ruiz López, D., & Cárdenas Ayala, C. E. (2005) ¿Qué es una Política Pública?
Michoacán: IUS. Universidad Latina de América. Año V, núm. 18. Julio-septiembre.
Recuperado el 5 de noviembre de 2019 de
http://www2.congreso.gob.pe/sicr/cendocbib/con4_uibd.nsf/8122BC01AACC9C6505257E340073
1431/$FILE/QU%C3%89_ES_UNA_POL%C3%8DTICA_P%C3%9ABLICA.pdf

Soto Romero, J.M. (2003). Evaluación de Resultados del Programa de Abasto Social de
Leche, a cargo de Liconsa, S.A. de C.V. México: Centro de Estudios Estratégicos
Tecnológico de Monterey. Recuperado el 5 de noviembre de 2019 de
http://www.inapam.gob.mx/work/models/SEDESOL/EvaluacionProgramasSociales/2003/E
E_Tortilla_2003/LICONSA_PASL.pdf