Está en la página 1de 4

Malena Aristegui 3 “A” Relaciones Internacionales

PASQUINO: “Los Sistemas de Partido”


El texto va a tratar sobre los sistemas de partido en 5 diferentes sistemas políticos: el
norteamericano, el inglés, el alemán, el francés y el italiano; y de esta manera en sus conexiones e
incidencia sobre el sistema político y el funcionamiento institucional.

Importantes cambios sufrieron las democracias europeas durante el periodo de la pos guerra, por
ejemplo, el pasaje de la Cuarta Republica a la Quinta República francesa, la reunificación de
Alemania, la reforma electoral italiana, etc.

Contar los partidos que importan

En este apartado el autor se va mostrar en desacuerdo con Sartori en cuanto a su contabilización


de partidos políticos, ya que dice que este criterio es tosco y a menudo hace errar el camino. Para
el autor el criterio numérico resulta insuficiente y hay que agregarle algunos elementos más de
carácter cualitativo.

Para Sartori los criterios que caracterizan a un sistema bipartidista son:

 Dos partidos están en posición de competir por la mayoría absoluta de las bancas
 Uno de los partidos conquista una mayoría suficiente
 Dicho partido está dispuesto a gobernar solo
 La rotación de poder sigue siendo una expectativa creíble

Este es el caso de EEUU donde la competencia por los cargos federales esta monopolizada por los
dos grandes partidos de este país, los Republicanos y los Federales, el al Congreso solo llegan
representantes de estos dos partidos salvo muy raras excepciones.

Sartori entonces dice que lo que importa es la forma (número de partidos) y la mecánica
(modalidades de competencia). Si nos basamos solamente en la forma, el parlamentarismo ingles
no podría ser considerado como un bipartidismo, ya que son numerosos los partidos que
compiten por las elecciones parlamentarias como el Laborista, el Conservador, el Liberal, el
Nacionalista Escoses, el Nacionalista Gales y más. Sin embargo, si consideramos también la
mecánica, es decir las modalidades de competencia, veremos que el sistema inglés es claramente
bipartidista ya que dos son los partidos que suelen obtener mayorías absolutas de las bancas
(Laborista y Conservador) y por consiguiente tienen la chance de gobernar solos.

La clave entonces es contar “los partidos que importan”. ¿Qué requisitos (criterios de relevancia)
deben cumplir los partidos para ser considerados como importantes?:

 Deben tener capacidad de formar parte de las coaliciones de gobierno.


 Deben tener capacidad o poder de chantaje, es decir, influencia para incidir en la
formación las coaliciones y en la formulación e implementación de políticas públicas.

Algunos autores consideraron a sistema de partidos alemán como un sistema de “2 partidos y


medio”, lo cual claramente es un error. Si comparamos el partido liberal ingles con el partido

1
Malena Aristegui 3 “A” Relaciones Internacionales

liberal alemán el primero tuvo en GB un porcentaje de votos cercano al 18% (25% en su mejor
momento) mientras que sus pares alemanes obtuvieron solo un 12%. Pese a esto el partido liberal
alemán ha formado parte de gran cantidad de gobiernos pese a tener un menor caudal de votos,
mientras que el partido liberal ingles nunca ha podido formar parte de uno. Este mal definido
“medio partido” alemán ha tenido un papel súper relevante en su país y obviamente mucho más
relevante que su par inglés, por lo que se lo debería contar como no solo como un partido más
sino también como importante por lo que el sistema alemán es considerado como “multipartidista
moderado”. Esto deja en claro también la clara naturaleza bipartidista del sistema inglés. El
partido liberal ingles no tuvo ni capacidad de formar parte de las coaliciones ni capacidad de
chantaje, por este motivo es considerado como irrelevante cosa que no sucede con el liberal
alemán. El sistema de partidos alemán posee 4 partidos importantes pero posee una mecánica
competitiva claramente bipolar de pluralismo limitado desde el punto de vista del número de
partidos pero de pluralismo moderado en cuanto a su funcionamiento.

El caso de Francia y de Italia es más bien diferente ya que son considerados como multipartidistas
extremos. Si bien el número de partidos significantes no disminuyo con las reformas, lo que
verdaderamente cambio es la mecánica de ambos sistemas de partido.

Las modalidades de competencia

El elemento crucial en el funcionamiento de los sistemas de partido debe investigarse en las


modalidades de la competencia electoral. En los sistemas bipartidistas como el inglés o el
americano o bien los multipartidismos moderados como el alemán, la dirección de la competencia
es centrípeta, es decir, que los partidos buscan el consenso moviéndose hacia el entro a la
conquista de los electores que se encuentran en ese espacio político aunque deben tener cuidado
de no desconcertar con su movimiento en el espacio político al electorado que ya los apoya, ya
que puede derivan en que estos se inclinen por el abstencionismo.

Decimos entonces que la influencia que tienen los electores independientes sumados a aquellos
electores que votan de vez en cuando y cada vez con una alternativa distinta es grande.

En los sistemas multipartidistas extremos esta relación centrípeta no está alentada por la
estructura misma del sistema. Cada partido cuidara a su propio electorado especifico volviéndolo
indisponible a las eventuales incursiones de otros partidos, por lo que arrebatarle el electorado a
otro partido se torna una tarea sumamente difícil. Los desplazamientos en este tipo de sistemas es
muy limitado, sin embargo, al haber más opciones disponibles es menos frecuente que un
porcentaje del electorado caiga en la indecisión.

Si el multipartidismo además de ser extremo es polarizado, decimos que de esta manera


tendremos tres polos: el centro, la izquierda y la derecha siendo estos dos últimos de carácter anti
sistema. De esta manera el sistema tomara características centrifugas, done los polos izquierda y
derecha trataran de llevar para sus respectivos lados a la mayor parte del electorado del centro.

Este ha sido el caso en la Cuarta República Francesa y de la Italia pre reforma del 93 que
mostraban las siguientes características:

 Multipolaridad
 Competencia centrifuga

2
Malena Aristegui 3 “A” Relaciones Internacionales

 Política inmoderada o extrema

Por último, los sistemas polarizados tienen dos grandes problemas:

a. Deben llevar a cabo políticas que muchas veces se contradicen con sus principios
inspiradores además de que funcionan con bajo nivel de rendimiento.
b. Graves problemas de circulación de las elites y de renovación de las políticas. El riesgo de
asfixia es constante.

Las transformaciones de los sistemas de partido

Maurice Duverger fue el primero que se ocupó de las transformaciones en los sistemas de partido,
así logro individualizar cuatro tipos generales de evolución: la alternancia, la división estable, el
predominio y el izquierdismo.

La alternancia es el fenómeno caracterizado de los sistemas bipartidistas que, si no experimentas


en alternancia, se volverían inexorablemente sistemas de partido predominantes en las que este
obtiene un mero de bancas suficiente como para gobernar solo, y lo hace de manera
ininterrumpida durante un considerable número de años. La alternancia también se da en países
con sistemas multipartidistas limitados y moderados como el de Alemania donde tenemos dos
grandes frentes, el SPD y los Verdes por un lado y el CDU y el FPD por otro.

La división estable que puede caracterizar a los sistemas multipartidistas moderados y limitados,
también se puede dar en los sistemas multipartidistas extremos.

El predominio significa que un partido mantiene un elevado consenso electoral y un elevado


número de bancas durante un por periodo de tiempo largo. También se da el predominio cuando
este partido es el suficientemente fuerte como para dictar las colaciones y controlar la mayoría de
los cargos de gobierno. Si hacemos referencia al predominio desde el punto de vista del sistema de
partidos, para Sartori un sistema de partido predominante es un sistema multipartidista
competitivo con elecciones libres qué producen consecuencias en el que:

 Un partido obtiene un porcentaje de las bancas mucho más elevado que cualquier otro
partido
 Cuando mantiene este porcentaje durante un periodo de tiempo largo e interrumpido
 Gobierna solo

Si esta última no se da, no estaríamos en presencia de un sistema de partidos predominante.


Hasta ahora esto solo se dio en Suecia con el partido socialdemócrata. El último tipo de evolución
es que el Duverger llama el izquierdismo el cual hace referencia al crecimiento gradual de los
partidos de esta esfera, en especial el comunista italiano.

De esta manera surgen dos preguntas:

 ¿de qué sistema de partidos a que otro sistema de partidos?


 ¿después de la aparición de que elementos condicionantes se produce una transformación
significativa?

Sartori aquí considera a las tres variables que intervienen ofreciendo cada una de ellas su
contribución propia en la transformación de los sistemas de partido:

3
Malena Aristegui 3 “A” Relaciones Internacionales

a. El sistema electoral
b. La estructura constitucional
c. El grado de autonomía internacional

De los cinco casos analizados, la Quinta República francesa y la Italia posterior al referéndum del

93 han sufrido una reforma en la estructura constitucional y de una reforma en el sistema


electoral. En ambos casos esto trajo como consecuencia una restructuración y transformación de
los dos sistemas de partidos lo cual trajo que dejaran de ser sistemas de partido polarizados para
pasar a tener distintos grados y formas de multipartidismos numéricamente extremos.

En ambos sistemas si bien existen partidos anti-sistema, en el caso de Francia, la ultraderecha de


Le Pen quedo relegada a la hora de formar coaliciones ya que nadie está interesado en unírseles.
En el caso italiano se da lo contrario ya que la Lega Nord tiene una importante influencia e incluso
tiene 3 ministros en el gobierno de Berlusconi. El punto central, es que luego de estas reformas,
estos partidos antes polarizados tienen ahora un notable potencial de coalición.

Como manipular a los sistemas de partido para mejorar el sistema político

En el gobierno americano y británico, la aparición del gobierno dividido es considerada como una
consecuencia no deseada y por lo tanto no se atribuye esta falla a los sistemas de partidos sino a
las modalidades de competencia establecidas por la constitución.

Reconociendo entonces que el sistema electoral es muchas veces un factor que genera problemas,
en el caso de Francia e Italia muchos de los presidentes han modificado el sistema electoral en sus
respectivas épocas para lograr mantener o alcanzar sus propios fines. El caso de Italia por ahí es el
más notorio, donde el sistema electoral les permitía a los partidos pequeños tener un notable
poder de chantaje hacia los partidos grandes como también la posibilidad de influir en las
coaliciones partidarias. Por lo tanto la reforma que se pedía era obviamente de limitar la influencia
de los partidos chicos pero sin descuidad de que el sistema se convirtiese tampoco en uno de
reforzar el poder a las mayorías, ya que en este último caso, los partidos podrían concentrarse de
nuevo en el centro del espectro político lo cual haría improbable una alternancia en el gobierno.

Si se da esto último dos serían los problemas: el sistema de partidos funcionaria a bajo
rendimiento, y segundo, se volvería muy difícil para los electores identificar a los responsables del
gobierno lo cual puede traer problemas de accountability.