Está en la página 1de 3

DISEÑO DEL TRABAJO

5to Control calificado

El diseño del trabajo consiste en especificar las actividades de trabajo de un individuo o


un grupo en el contexto de una organización. Con el diseño se pretende asignar las
funciones en una empresa de manera que se satisfagan las necesidades de la empresa
u organización y la tecnología, pero también deben cumplir los requerimientos
personales de los trabajadores.

En los últimos años, el papel del diseño del trabajo ha cobrado mucha importancia
principalmente por dos motivos:

1. La importancia de la calidad en los productos. Para conseguirla es necesario que


un buen diseño de los puestos de trabajo y sobre todo la implicación de los
trabajadores. El compromiso de los trabajadores se reconoce como un factor
clave para llevar a la empresa al éxito.
2. El cambio continuo de la naturaleza de los trabajos y su localización. Los rápidos
avances tecnológicos han hecho que se requieran en los trabajos mayor
conocimiento técnico, mayor habilidad y mayor implicación por parte de los
empleados.

Para llevar a cabo el diseño de un puesto de trabajo es necesario tener en cuenta las
características esenciales de los trabajadores, las tareas que se han de realizar, el
horario de trabajo, los motivos de la empresa para llevar a cabo ese trabajo y así
traducirlos en objetivos motivantes de los empleados. Se trata de factores técnico-
físicos basados en el contenido de los trabajos a realizar y el contexto físico de los
mismos y de factores socio-psicológicos basados en aspectos sociales y personales de
los trabajadores.

Dentro del primer tipo de factores, es importante determinar el grado de especialización


que el empleado va a tener en la realización de sus tareas. La especialización, por un
lado, ha permitido a las empresas producir gran cantidad de bienes a bajo coste, pero
una especialización extrema puede tener consecuencias negativas para los
trabajadores, pues causa sensación de rutina, aburrimiento y su capacidad de
aprendizaje se limita enormemente. Estas consecuencias negativas en los trabajadores
se acaban traduciendo en consecuencias negativas para el propio proceso productivo.
Las empresas deben buscar el grado óptimo de especialización.

El diseño del trabajo se realiza teniendo en cuenta los dos tipos de factores antes
comentados mediante los métodos humanos y los métodos técnicos.

MÉTODOS HUMANOS.
Los métodos humanos tratan de hacer el trabajo más interesante a los empleados
reduciendo fundamentalmente el grado de especialización. Se puede hablar de tres
métodos desarrollados para conseguir la satisfacción de los trabajadores, el modelo de
las características del trabajo, la teoría de los dos factores de Herzberg y la teoría de los
sistemas socio-técnicos.

– Modelo de las características del trabajo.


Este modelo plantea como la interacción entre un conjunto de características del puesto
y diferencias individuales influyen en la motivación, satisfacción, productividad y
tendencias de abandono como el absentismo.
El modelo establece en forma genérica que cuando el colaborador encuentra en su
puesto de trabajo las cinco dimensiones básicas del puesto, experimenta los estados
psicológicos que se ubican al centro del modelo, y éstos conllevan a que el sujeto
muestre resultados como satisfacción alta, motivación intrínseca, baja rotación y
absentismo. En la figura siguiente se pueden ver las dimensiones básicas en relación
con los estados psicológicos y los resultados en el trabajo.

Modelo de las características del trabajo.

Es importante por tanto que en una empresa se den las dimensiones básicas que
especifica la figura y es en el diseño del trabajo dónde se especifican estos puntos al
asignar las tareas.

Las cinco dimensiones son:

1. Variedad de habilidades. Se busca la realización de diversas actividades por


parte de los trabajadores, para que así utilicen muchas de sus aptitudes y
habilidades. Así el trabajador puede ver el empleo más interesante y le puede
suponer un reto constante que lo mantiene activo y con ganas de esforzarse.
2. Identidad de la tarea. El trabajador quiere ser responsable de una fase concreta
del trabajo para así mantener su interés.
3. Significado de la tarea. Se refiere a la percepción del trabajador sobre la
influencia de su trabajo en otras personas.
4. Autonomía. Es la libertad que tiene el trabajador para realizar sus tareas.
5. Retroalimentación. Retroalimentación del trabajo, de los agentes sociales y del
contacto con otros.
Así con estas cinco dimensiones se consigue reducir el absentismo laboral, disminuir
los retrasos en la entrada de trabajadores, mejorar la productividad y calidad, solucionar
problemas de trabajo diario, aumentar las habilidades y enriquecer personalidad y por
último mejorar la formación e integración de trabajadores.

Teoría de los dos factores de Herzberg.


Esta teoría habla de dos factores en el trabajo:

– Factores higiénicos o insatisfacorios. Se refieren a las condiciones que rodean al


empleado mientras trabaja, incluyendo las condiciones físicas y ambientales del trabajo,
el salario, los beneficios sociales, las políticas de la empresa, el tipo de supervisión
recibido, el clima de las relaciones entre la dirección y los empleados, los reglamentos
internos, las oportunidades existentes, etc.
Herz