Está en la página 1de 8

HISTORIA DE LA CLASIFICACIÓN DE LAS

ENFERMEDADES MENTALES

Lorena Parada Medina

1
INTRODUCCIÓN

En el ámbito de la psicología y de otras ramas de la salud mental, se hace


uso de manuales y guías de clasificación de enfermedades mentales, los cuales
ha tenido un largo desarrollo histórico en su elaboración, que se sitúa desde la
antigua Grecia, cuando nace la medicina occidental con los planteamientos de
Hipócrates.

Actualmente, los manuales de mayor uso y avalados por organizaciones


internacionales, son el DSM-V, realizado por la Asociación de Psiquiatría
Americana (APA), y el CEI 10, realizado por la Organización Mundial de la Salud
(OMS).

En el presente trabajo, realizaremos un breve recorrido histórico del origen


de estos manuales, y las clasificaciones de enfermedades mentales que han
existido hasta llegar al CIE 10 y el DSM-V. Además, mencionaremos los
principales cambios que se hicieron en el DSM-V en comparación con el DSM-IV.
Y finalmente, daremos nuestro punto de vista sobre la importancia que tiene para
la psicología como ciencia, la existencia de estos manuales y su utilidad para el
desarrollo de la profesión del psicólogo.

2
CLASIFICACIONES DE ENFERMEDADES MENTALES

En Psiquiatría y en psicología, como en otras áreas relacionadas a la salud


mental, se hacen uso de manuales y guías de clasificación de enfermedades
mentales con síntomas específicos, que facilitan el diagnóstico. Desde hace
décadas se ha generalizado el uso del Manual Diagnóstico y Estadístico de los
Trastornos Mentales (DSM), que actualmente va por la versión 5 (DSM-V),
realizado por la Asociación de Psiquiatría Americana (APA); y el Capítulo V de la
Clasificación Internacional de Enfermedades (CIE-10), creado por la Organización
Mundial de la Salud (OMS).

Esta clasificación permite tener un lenguaje común entre profesionales,


facilita la investigación, ahorra tiempo diagnóstico, elabora protocolos de
actuación clínica, evalúa la historia natural de un trastorno determinado, y
comprende las causas y el desarrollo de los trastornos mentales.

A continuación realizaremos una breve historia sobre las clasificaciones


de enfermedades mentales que han existido hasta llegar al CIE 10 y el DSM
V.

Antecedentes

El primer sistema de clasificación de enfermedades mentales se remonta al


siglo IV a.C. y se le atribuye a Hipócrates, médico griego de la antigüedad,
considerado el padre de la medicina, quien desarrolló la Teoría de los Humores, la
cual sostenía que el cuerpo humano está compuesto de cuatro sustancias
básicas, conocidas como humores, y que su desequilibrio generaría
enfermedades, entre estas las mentales. Hipócrates identificó la epilepsia, la

3
manía, la melancolía, la paranoia, la depresión, la esquítica (ahora travestismo), y
la histeria (hoy no es considerada enfermedad mental).

Cientos de años más tarde, en el siglo X, el médico árabe Najab ud-din


Unhammad desarrolló una clasificación que incluye 30 enfermedades mentales, y
describe patologías parecidas a lo que hoy conocemos como trastorno obsesivo-
compulsivos, trastorno delirante y enfermedades degenerativas.

En el siglo XVII, XVIII y XIX se siguieron dando aportes y se afianzaron los


conceptos de síndrome y psicopatología. Destaca en el siglo XVII, el francés
Boissier de Sauvages, quien desarrolló una clasificación con más de 2.400
enfermedades médica, que incluyen las psiquiátricas, y que publicó con el nombre
de Nosologia Methodica. Y en el siglo XVIII, el escocés William Cullen publica la
clasificación de enfermedades con el título de Synopsis Nosologiae Methodicae.

CEI 10

Formalmente, el CEI 10 tiene su origen en la Lista Internacional de Causas


de Defunción, cuya primera edición se realizó en 1893 por el Instituto
Internacional de Estadística. En 1900, se llevó a cabo la Primera Conferencia
Internacional para la Revisión de la Lista en Francia, y se acordó realizar
revisiones decenales. En 1938, durante la Quinta Conferencia, se mencionó la
posibilidad de que esta lista fuera considerada como la base para una lista
internacional de causas de enfermedades. Fue en 1948, luego de la sexta
revisión, cuando al Organización Mundial de la Salud (OMS), asume la
responsabilidad de revisar la lista e incluir las causas de morbilidad, y se procede
a la edición del Manual de la Clasificación Internacional de Enfermedades,
Traumatismos y Causas de Defunción.

En 1992 se desarrolló el CEI 10, y el capítulo V, se enfoca en los trastornos


mentales y del comportamiento. Este manual está vigente hasta nuestros días. La
revisión número 11 se publicó en el 2018 y entrará en vigor en el año 2022.

DSM-V

4
El psiquiatra alemán Kraepelin Emil Kraepelin es considerado fundador de
la psiquiatría científica moderna, la psicofarmacología y la genética psiquiátrica y
padre de la clasificación de los trastornos mentales; en 1899 publicó su Manual de
Psiquiatría.

Cincuenta años más tardes, en la década de los años cincuenta del siglo
XX, la Asociación de Psiquiatría Americana (APA) publica el DSM-I; quince años
más tarde se publica el DSM-II; en 1980 nace el DSM-III, en el cual se establecen
criterios diagnósticos con base empírica; continúan las revisiones, y años más
tarde nace el DSM-IV, en el que se acentúan la base empírica y una mayor
claridad en el lenguaje. Y en el año 2013 nace el DSM-V, vigente hasta nuestros
días.

PRINCIPALES CAMBIOS QUE SE HICIERON EN EL DSM-V EN


COMPARACIÓN CON EL DSM-IV.

- Existen cambios en la organización de los trastornos, tomando como guía el


ciclo vital; por ejemplo, los trastornos del desarrollo se exponen primero y los
neurocognitivos al final.

- El concepto de retraso mental pasa a ser llamado Discapacidad intelectual


(trastorno del desarrollo intelectual).

- En el Trastorno del espectro autista se reagrupan trastornos generalizados del


desarrollo: trastorno autista, síndrome de Rett, trastorno desintegrativo infantil,
síndrome de Asperger y trastorno generalizado del desarrollo no especificado.

- Se incorporan nuevos trastornos, como: Trastorno de Excoriación (rascado


compulsivo de la piel), el Trastorno Disfórico Premenstrual, Trastorno por Atracón
(personas que comen en exceso más de 12 veces en tres meses), Trastorno de
Acaparamiento (dificultad persistente de desprenderse de objetos,
independientemente de su valor), y el Trastorno Neurocognitivo leve.

- El duelo es considerado depresión mayor. Cuando las personas que muestran


síntomas tras la pérdida de ser un querido en los dos meses posteriores.

5
- Se incorpora el trastorno por consumo de sustancias que agrupa los trastornos
por abuso de sustancias y la dependencia de sustancias.

- Se incluye el Trastorno de Estado de Ánimo Disruptivo y No Regulado, que


describe a los niños con irritabilidad persistente y conducta descontrolada como
rabietas, tres o más veces a la semana durante más de un año". En el DSM-V
esta conducta era especifica del trastorno bipolar en la infancia.

- Se ha hecho un leve modificación en el Trastorno por Déficit de Atención con


Hiperactividad, se aumenta la edad de aparición del diagnóstico de 7 a 12 años y
se abre posibilidad de su diagnóstico en la etapa adulta.

- La transexualidad deja de considerarse un trastorno mental.

- En los Trastornos alimentarios y de la ingestión se incluyen el Trastorno de


rumiación y el Trastorno evitador/restrictivo de la ingesta de alimentos.

¿QUÉ IMPORTANCIA TIENE PARA LA PSICOLOGÍA COMO CIENCIA LA


EXISTENCIA DE ESTOS MANUALES Y CUÁL CONSIDERA USTED QUE ES
LA MAYOR UTILIDAD QUE PUEDEN BRINDAR LOS MISMOS PARA EL
DESARROLLO DE SU PROFESIÓN DE PSICÓLOGO?

El CEI 10 y el DSM-5 son de vital importancia en la praxis psicológica, ya


que facilitan el diagnóstico de trastornos mentales y por lo tanto su abordaje. Se
destaca que, gran parte de esta clasificación está basada en diagnósticos con
basamento empírico y que ha sido revisada minuciosamente por expertos de la
salud mental. Si bien, estos manuales están expuestos a críticas, particularmente
el DSM-5, siguen siendo un apoyo esencial en la práctica psicológica y
psiquiátrica. Es válida la revisión y estudio contante de las clasificaciones, ya que
la psicología como ciencia debe ir en continuo avance, realizando investigaciones
basadas en el método experimental, con la finalidad de desarrollar una práctica
profesional efectiva en todos los niveles de acción: evaluación, intervención y
relación terapéutica.

6
La mayor utilidad que pueden dar estos manuales en el desarrollo de la
profesión, es servir de guía para el diagnóstico de las enfermedades mentales,
siendo además una fuente de estudio y conocimiento de la salud mental.

CONCLUSIONES
El DSM-V es un manual que clasifican las enfermedades mentales, y el CEI
10, es un manual de clasificación de diversas enfermedades, y en su capítulo V,
especifica los trastornos mentales y del comportamiento. Estas clasificaciones
tienen sus antecedentes históricos que se remontan a la antigua Grecia, cuando
Hipócrates clasifica algunas enfermedades mentales que pudieran surgir del
desequilibrio de los humores del cuerpo, planteamiento que realiza en su teoría
de los Humores.
El primer DSM los publica la APA en la década de los años cincuenta del
siglos XX, y hasta la fecha se han hecho cinco revisiones, siendo la última el
DSM-V, publicado en el año 2013. Por su parte, el CEI tiene su orígenes en la
Lista Internacional de Causas de Defunción, publicada en 1893 por el Instituto
Internacional de Estadística, la cual era revisada cada decenio, hasta que en la
sexta revisión, la OMS asume la responsabilidad e incluye las causas de
morbilidad. Hoy está vigente la revisión número 10, y en el 2022 entrará en vigor
la número 11.

Como observamos, estos manuales presentan cambios de una edición a


otra, en el caso de DSM-V con respecto a DSM-IV, podemos mencionar algunos
como: la transexualidad deja de considerarse un trastorno mental, el concepto de
retraso mental pasa a ser llamado discapacidad intelectual, y se incorporan
nuevos trastornos (Trastorno de Excoriación, Trastorno Disfórico Premenstrual,
Trastorno por Atracón, Trastorno de Acaparamiento, y el Trastorno Neurocognitivo
leve).

Estas clasificaciones son de vital importancia para el campo de la


psicología tanto en sus etapas de estudio, investigación, evaluación, intervención,
diagnóstico y tratamiento, teniendo presente de manera sistemática el basamento
empírico.

7
REFERENCIAS

- Consejo general de la psicología en España. (2013). Cambios que incluye el


DSM-5. Infocop online. [Artículo en línea] Recuperado de:
http://www.infocop.es/view_article.asp?id=4578

- Gabinete de Psicología en Tenerife (2018). La evolución del DSM. Una breve


historia del Manual diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales.
Psicosalud. [Artículo en línea] Recuperado de:
https://psicosaludtenerife.com/2018/08/14/breve-historia-del-dsm/

- Historia de desarrollo de la CEI. Capítulo de libro recuperado de:


http://www.sld.cu/galerias/pdf/sitios/dne/vol2_historia.pdf

- Muñoz, Luis; Jaramillo, Luis, (2015). DSM-5: ¿Cambios significativos?. Rev.


Asoc. Esp. Neuropsiq. vol.35 no.125 Madrid ene./mar. 2015. [Artículo en línea]
Recuperado de: http://scielo.isciii.es/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0211-
57352015000100008

- Rodríguez, Juan; Senín, Cristina, (2014). Del DSM-IV al DSM-V: Análisis y


cambios. Red de Revistas Científicas de América Latina y el Caribe, España y
Portugal. [Artículo en línea] Recuperado de:
https://www.redalyc.org/html/337/33731525008/

- Wikipedia (S/F). Clasificación de los trastornos mentales. [Enciclopedia en línea]


Recuperado de:
https://es.wikipedia.org/wiki/Clasificaci%C3%B3n_de_trastornos_mentales

También podría gustarte