Está en la página 1de 2

1.

Los países los cuales adquirieron la patente de Rock Island Arsenal fueron
Estados Unidos Alemania Argentina Australia Austria
Bangladés Bélgica Benín Birmania Bosnia y Herzegovina
Brasil Burkina Faso Camerún Canadá Chile Colombia
Corea del Sur Croacia España Filipinas Francia Grecia
Guatemala Indonesia Irán Japón Líbano Marruecos
México Nueva Zelanda Nicaragua Pakistán Paraguay
Perú Portugal República Dominicana República de Macedonia
Senegal Vietnam

Obús 105mm

2. Comenzó su producción en 19941 y se incorporó en la guerra contra el ejército


imperial japonés en el pacifico, donde gano una reputación para su exactitud y
gran alcance. El M101 con su munición de 105 milímetros semifija H.E tenía un
radio de acción de 11200m haciéndolo muy conveniente como apoyo a la
infantería todas estas cualidades del arma junto a su masiva destrucción
condujeron a su adopción por muchos países después de la guerra. Su tipo de
munición también convirtió en el estándar para muchos modelos más recientes
en países extranjeros después de los cambios de la pos guerra continuo
restando su servicio en la guerra de corea de Vietnam sin embargo un modelo
similar el obús M102 compartió los mismos campos de batalla, no pudiéndolo
sustituir nunca por completo.
Tras la segunda guerra mundial y con algunas variaciones el obús fue re
designado M101 y también existe el M102 como aun es salvo en la munición
ha pertenecido en servicio durante más de setenta años hasta el punto ha sido
clave este obús que su calibre se ha convertido en el estándar para la OTAN
en la Artillería Liviana
La palabra obús hace referencia a un tipo de pieza de artillería y a un tipo
de munición.
Es un tipo de pieza de artillería cuyo cañón tiene una longitud inferior al
del cañón (de 15 a 25 calibres de largo) y superior al mortero. Utiliza una carga
impulsora comparativamente pequeña, lo que permite disparar proyectiles con tiro
curvo, es decir, con ángulos de tiro altos, superiores incluso a 45º, con un
pronunciado ángulo de caída, para alcanzar blancos que se encuentran tras
obstáculos naturales o artificiales del terreno.
En las taxonomías de las piezas de artillería usadas por los ejércitos europeos (y
en el estilo europeo) en los siglos XVII, XIX y XX, el obús se situó entre el «cañón»
(el cual tiene un caño más largo, mayores cargas de propulsión, proyectiles más
livianos, velocidades más altas y trayectorias más planas) y el «mortero» (el cual
tiene la habilidad de disparar proyectiles con ángulos más pronunciados de
ascenso y caída). Los obuses, igual que otras piezas de artillería, están
organizados usualmente en grupos llamados baterías.
El obús apareció en la primera mitad del siglo XIX, pero fue en la Primera Guerra
Mundial en la que alcanzó gran importancia como principal pieza artillera pesada,
al permitir atacar «desde arriba» las fortificaciones semienterradas que eran casi
invulnerables para los cañones de campaña tradicionales.
La velocidad de los proyectiles disparados por un obús era antes inferior a la
conseguida por un cañón del mismo calibre en tiro directo, pero gracias a los
adelantos actuales en materia de pólvoras modernas, se consigue una mayor
velocidad inicial del proyectil, agregando cargas de propulsión adicionales,
consiguiendo con ello alcanzar mayores distancias para batir un objetivo.
Actualmente, la mayoría de las piezas artilleras modernas son mixtas, cañón
obús,1 permitiendo actuar tanto en tiro directo como indirecto. En la Segunda
Guerra Mundial el obús remolcado M2A1 de 105 mm fue probablemente el arma
más eficaz del ejército estadounidense en la contienda.